Your SlideShare is downloading. ×
El mundo   innovadores - pag 7 - 17122013
Upcoming SlideShare
Loading in...5
×

Thanks for flagging this SlideShare!

Oops! An error has occurred.

×

Saving this for later?

Get the SlideShare app to save on your phone or tablet. Read anywhere, anytime - even offline.

Text the download link to your phone

Standard text messaging rates apply

El mundo innovadores - pag 7 - 17122013

416
views

Published on


0 Comments
0 Likes
Statistics
Notes
  • Be the first to comment

  • Be the first to like this

No Downloads
Views
Total Views
416
On Slideshare
0
From Embeds
0
Number of Embeds
1
Actions
Shares
0
Downloads
2
Comments
0
Likes
0
Embeds 0
No embeds

Report content
Flagged as inappropriate Flag as inappropriate
Flag as inappropriate

Select your reason for flagging this presentation as inappropriate.

Cancel
No notes for slide

Transcript

  • 1. Impreso por Qq Garcia Garcia. Prohibida su reproducción. EL MUNDO / AÑO XXIV / MARTES 17 DE DICIEMBRE DE 2013 INNOVADORES 7 >INICIATIVA Escalando la innovación social Upsocial resuelve en su primer año cinco retos en campos como la educación, el empleo y el medio ambiente con soluciones que ya estaban probadas en otros países. Por Andrea Pelayo as soluciones a los problemas que nos rodean ya existen y sólo tenemos que saber encontrarlas. La asociación Upsocial tomó a finales del pasado año las riendas de esta búsqueda de soluciones innovadoras ya existentes para retos sociales que, aunque a veces nos cueste creerlo, no son exclusivamente nuestros. «Los caminos de la innovación son complicados y las administraciones públicas han ido agotando sus respuestas por la alta demanda», explica Miquel de Paladella, uno de los miembros de Upsocial. La asociación empieza a trabajar cuando hay un reto. Y a partir de aquí se distancia de otras entidades: «El problema de la innovación social es que muchas ONG e instituciones públicas se creen que pueden diseñar soluciones desde cero. Y no hace falta». De Paladella, que está en contra de «reinventar una y otra vez la rueda», analiza innovaciones que se han llevado a cabo en otros países y las implanta en España. «Nos llevamos una sorpresa porque pensábamos que los referentes serían Europa y Norte América, pero en cambio hay soluciones muy superiores en países emergentes como Paraguay, Brasil, India o Sudáfrica», desvela De Paladella, que tampoco quiere desmerecer el potencial innovador local. Tras un año de trabajo, Upsocial L públicas de la capital catalana tras su éxito en Canadá. «Cambia la actitud de los alumnos con esta asignatura, sube su autoestima y mejora sus resultados», opina Marta Nomen, miembro de Upsocial. La educadora social concluye, como su compañero De Paladella, que es una iniciativa «que previene los factores que generan paro». Del mismo modo, Upsocial ha traído a España la solución israelí de Shekulo Tov, que ha conseguido crear un modelo de cinco empresas y 40 líneas de negocio que dan trabajo a más de 1.700 personas discapacitadas, una innovación, en palabras de De Paladella, «no tanto de producto como de gestión». En pro de la inclusión, el Ayuntamiento de Barcelona y Upsocial también trabajan para implantar el modelo de la alemana Discovering Hands, que forma a mujeres invidentes para ser examinadoras médicas táctiles para detectar el cáncer de mama lo antes posible, aprovechando su superioridad en el sentido del tacto. Como dice De Paladella, estamos ante «una solución eficaz y barata de detección precoz, y que además cambia la percepción de la discapacidad: vemos por fin lo que pueden hacer y no lo que no pueden». La Fundación ONCE traería esta innovación a España y organizaría la formación en su centro de fisioterapia. Al adaptar una innovación dane- >SOCIEDAD Grup 33 asume el reto social de cambiar las prisiones La asociación aspira a un cambio político y legislativo que ayude al emprendimiento de impacto ha resuelto, dentro del programa Social Innovation for Communities que Miquel de Paladella dirige, cinco retos sociales, identificado 19 innovaciones e implantado nueve de ellas en sectores tan variados como los expertos que forman parte de su plantilla, especialistas en medio ambiente, educación o prisiones y drogodependencia. Con clientes que van desde instituciones públicas como el Ayuntamiento de Barcelona o la Generalitat de Catalunya hasta privadas como la Fundació La Caixa o la Fundación Telefónica, la asociación se da seis meses para hacer una investigación exhaustiva de las soluciones en el mapa internacional, elegir las tres o cuatro que mejor podrían funcionar aquí e involucrar a los agentes implicados y traer al innovador a que explique cómo ha hecho funcionar su idea. Así, Barcelona está aplicando ya el plan de John Mighton contra el fracaso escolar y el estancamiento en matemáticas con su proyecto Jump Math, del que se está haciendo la prueba piloto en diez escuelas sa para mejorar la empleabilidad de las personas con trastorno del espectro autista o similares, Upsocial ha provocado también la creación de una nueva empresa, Specialisterne España, con sede en Esade Creapolis Sant Cugat. La compañía quiere aprovechar la gran capacidad de concentración de estas personas y su tolerancia cero a los errores para ocuparlos en tareas del campo de las TIC. Más allá de la escalabilidad, que demuestran posible, Upsocial busca motivar el cambio a través de cambios institucionales y legislativos. «Es la otra gran área donde se podría mejorar, en el ecosistema de la innovación y el emprendimiento social», considera De Paladella, quien apuesta por la creación de SLIG (sociedades limitadas de interés general) que trabajen para el bien social pero sean capaces de captar capital privado. Marta Nomen es directora de la plataforma Grup 33 y colaboradora de la asociación barcelonesa Upsocial. SANTI COGOLLUDO Marta Nomen aporta a Upsocial todo su conocimiento sobre innovación en un campo aparentemente poco flexible, el penitenciario. «Queremos implementar un modelo que hace 20 años que está probado y que reduce la reincidencia al 16% cuando la actual es del 40,3% en Cataluña», detalla la también directora de la plataforma ciudadana Grup 33, al hacer referencia a la Unidad Terapéutica y Educativa de Villabona, en Asturias, que sigue un modelo similar al de los países escandinavos. Además, la catalana considera que las ventajas del cambio de modelo no serían sólo sociales sino también económicas: «sólo que se rebajara la población penitenciaria un 10%, se ahorrarían 30 millones de euros anuales». Grup 33, financiada de forma privada a través de aportaciones de socios, lucha por otro tipo de prisión, una «más parecida al exterior» y que «no rompa el vínculo con la comunidad ni la familia», como dice Nomen. Y es que para Grup 33, de hecho, «la mejor prisión es la no prisión», por lo que defienden las medidas penales alternativas. Sin embargo, asumiendo que habrá personas privadas de libertad, la educadora social –que recientemente ha participado en TEDxBarcelonaWomen para explicar su experiencia en ambas entidades– apunta que el principio básico de esta nueva prisión es que el interno quiera hacer realmente un proceso de cambio, un punto en el que es esencial la ausencia de droga y violencia en los módulos. En palabras de la educadora social, «la cárcel tiene que ser un lugar de compromiso personal». / A. PELAYO