Talleres por Trueque de Patio Volantín

704 views

Published on

Para la construcción del IV Ciclo de Talleres por Trueque 2012 un grupo de Sociólogos de la Universidad de Playa Ancha se integraron al proyecto. Acá presentamos su informe que es parte de "Bitácora Volantín"; documentos, material audiovisual y trabajos académicos elaborados desde nuestro proyecto Patio Volantín por distintas agrupaciones y personas que han colaborado y que continuaran elaborándose y perfeccionándose para la disposición de las organizaciones y vecinos del territorio comprendido por el levantamiento hormiga. Especialmente todo el material estará disponible para la gestión de proyectos o iniciativas que quieran ser desarrolladas en el Cerro Panteón.

Published in: Education
1 Comment
0 Likes
Statistics
Notes
  • Be the first to like this

No Downloads
Views
Total views
704
On SlideShare
0
From Embeds
0
Number of Embeds
2
Actions
Shares
0
Downloads
3
Comments
1
Likes
0
Embeds 0
No embeds

No notes for slide

Talleres por Trueque de Patio Volantín

  1. 1. Talleres por Trueque: La nueva forma de educar de Patio Volantín. Tamara Díaz Sergio Marambio
  2. 2. IntroducciónEn el siguiente informe daremos a conocer los elementos teóricos que utilizamos parala realización de la investigación cualitativa en el contexto de Patio Volantín, centrocultural de Valparaíso en donde se produce un intercambio de conocimientos mediantetalleres por trueque.Primero analizaremos los elementos teóricos que nos sirvieron de base para laproblematización de la situación, luego revisaremos el análisis que pudimos realizargracias a la recolección de datos que se llevo a cabo en el mismo emplazamiento yfinalmente trataremos las conclusiones a las que llegamos gracias al anterior análisis.
  3. 3. Planteamiento del ProblemaGracias a los movimientos sociales que volvieron a tomar fuerza en el transcurso delaño pasado, la temática de la educación ha vuelto a ser un tema importante dentro deldebate social de nuestro país, ha pasado nuevamente al foco de análisis de nuestrasociedad Chilena.La noción de la educación en nuestro país es un tema bastante radical y discutido, endonde existen planteamientos acerca de la calidad de esta educación y la forma enque hoy se está accediendo a ella, es decir se centra en medio del debate lamercantilización de la educación y la decadencia progresiva de la calidad de estamisma.Los procesos de globalización y el predominio de la noción de mercado como unaestructura imperante que dirige y restringe nuestro campo de acción ha caladoprofundamente en nuestra sociedad, a tal punto que podemos ver que “en el caso delconocimiento, el capitalismo no solo lo convierte en mercancía, sino que reconvierte elpropio sistema educativo en una institución privada, privatiza el saber”(Gómez, 2010, p.17).Esta misma autora nos explica que en los tiempos que estamos viviendo, lainformación se transforma en un capital más, por lo tanto este sistema económico losesga, de modo que solo puedan acceder a él, las personas que cumplan concaracterísticas específicas, mayoritariamente de corte económico, es por esto que nosdice “el capitalismo se apropia del ámbito del saber, una nueva regulación de losmercados en donde el saber y lo cognitivo están en provecho de lo financiero”(Gómez, 2010, p.17).En nuestro país, estudiosos del tema nos explican que el sistema educativo en nuestropaís está totalmente sesgado y según ellos “los sistemas educativos no favorecen laigualdad de oportunidades” (Redondo, 1997, Dávila et. al., 2005, citado en Redondo2005) específicamente en nuestra sociedad que se vio marcada por un paso a estesistema económico mercantilizador desde la época del 70.Frente a esta situación es que surge todo un descontento hacia este sistema que nohace nada más que favorecer a la persona que acumula riquezas y empobrece más alya empobrecido, por lo tanto a nivel de la región de Valparaíso, específicamente en lamisma ciudad es que nos encontramos una forma de resistencia a este sistema, elllamado “Patio Volantín”.Este centro cultural ubicado en el cerro panteón de Valparaíso, surge como una formade contrarrestar los efectos que trae para el sistema educativo la transformación delconocimiento en mercancía, de modo que este proyecto se basa en “fomentar laadquisición de conocimientos mediante la práctica, poniendo a la experiencia de cadauno de los sujetos que con el proyecto se vinculen como elemento principal delproceso, así, el intercambio, la acción colectiva, el espacio de reflexión y autogestiónen comunidad se convierten en vivencias transformadoras” (Proyecto Volantín, 2011).De una forma más clara la parte más llamativa de este proyecto es el intercambio deconocimientos por medio de un sistema no monetarizado, ni mercantilizado, su unidadprimaria es el trueque. Para los administradores de este centro esta modalidad deintercambio “es una de las bases del proyecto, buscando acercar a la comunidad ala utilización, reflexión y evolución en su practica por acuerdos donde el intercambio nopase necesariamente por un objeto material, sino mas bien, un servicio, fomentandolas herramientas del dialogo para satisfacer las necesidades a cubrir del Trueque”(Proyecto Volantín, 2011). Por lo tanto básicamente la visión de esta organización esgenerar conciencia de que el conocimiento es posible de ser transmitido de una forma
  4. 4. más simple y menos capitalizada en donde si bien es una herramienta, esta debe estaral alcance de todos.Es por esto, que frente a todo lo que hemos explicado nos plantearemos las siguientespreguntas de investigación:¿Cuál es el significado que le atribuyen los asistentes al trueque?¿Cómo son las relaciones interpersonales generadas en la instancia educativa ala que se accede por el trueque?¿Qué elementos componen la instancia educativa generada en Patio Volantín?ObjetivosObjetivo General I: Comprender el trueque a partir de la significación que le dan los involucrados en los talleres.Objetivos Específicos: - Definir el concepto de trueque a partir de la visión de los involucrados. - Identificar el tipo de intercambio que predomina. - Especificar los objetos que se intercambian. - Mencionar la posibilidad de acceso al conocimiento que permite el trueque.Objetivo General II: Describir la instancia educativa generada en los talleres de Patio Volantín.Objetivos Específicos: - Indicar el ambiente educativo que se produce en los talleres. - Comparar los talleres con la educación formal. - Identificar las motivaciones de los involucrados.Objetivo General III: Caracterizar los tipos de relación entre los alumnos y los talleristas.Objetivos Específicos: - Describir la relación tallerista/alumno - Identificar tipos de vínculos entre los involucrados. - Interpretar las intenciones de las relaciones.
  5. 5. AnálisisEl análisis de contenido que logramos extrapolar de la transcripción del focus grouprealizado, arrojo la necesidad de realizar un análisis en distintas áreas que fueronnombradas por los mismos participantes de este grupo focal, de modo que acontinuación daremos cuenta del análisis hecho en función de estas categorías.Cosas que se intercambianEncontramos que en la dinámica de los talleres por trueque fundamentalmente seintercambian alimentos, accesorios materiales de bajo costo, servicios yconocimientos. Dentro de lo que nombraron los participantes del focus encontramoslos siguientes artículos: botella de vino con recetas de rissotto y ravioles, un año depasta de diente, té, naranjas, confort, garbanzos, porotos, lana, cds, loza,conocimientos (como la alumna que le enseñó a su profesor a hacer jabones), papelhigiénico, pasajes de micro. Al intentar agrupar estas cosas nos damos cuenta de queson artículos simples y de gran utilidad diaria, es decir para su uso en la vida cotidiana,como lo demuestran los alimentos y demás artículos. Pero también es curioso elintercambio de conocimientos y de servicios, que va más allá de un intercambiomaterial y sólido, es algo que va directamente relacionado con el aprendizaje de cadauno de los participantes en cuestión.Criterios de TruequeEncontramos acá que cada tallerista tomaba distintos criterios de trueque, comocomentaron los alumnos había quienes establecían desde un principio el tipo deartículo o intercambio que se realizaría en cada clase, pero otros en cambio esperabanque los alumnos valoraran por sí solos la clase y los conocimientos que ellos lesentregaban por lo que no se establecía de qué sería el intercambio sino que se lesdejaba a ellos la labor de retribuirles de manera original, creativa y sorpresiva. Por loque entendemos que no hay un criterio predominante sino que más bien depende decada tallerista.Forma de accesoLos participantes consideran que el trueque es una muy buena forma de acceso alconocimiento que el tallerista está dispuesto a entregarle. Como bien planteaba una delas alumnas de telar poético, ella hace tiempo quería aprender y asistir a un curso deeso pero por el alto costo de los talleres de telar no podía acceder a uno. Es por estoque a modo general ellos lo consideran como una oportunidad de aprender cosas desu interés que en lo común tienen un alto costo monetario asistir a clases, por mediode cosas que ellos pueden entregar a modo de retribuir lo recibido en la clase.Dinero“El dinero es el karma de la sociedad” esta cita nos parece perfecta para sustentar lavisión general que tienen los involucrados en los talleres, ya que si bien fue la frase deuno de ellos, los demás con sus opiniones lo confirman. Plantea el dinero como untodo que es nada, es decir, que el sobrevivir día a día está estrictamente ligado a tenerdinero, porque si no el sistema no funciona, y todo tiene una base monetaria desde lasrelaciones hasta la educación, pero que aún así ellos conciben el colapso del sistemay el trueque como una forma de resistencia y la vía para romper con el sistemamercantil establecido. Además se refieren a la mentalidad de las personas que no
  6. 6. logran entender lo que ellos hacen, ya que estas están acostumbradas a que todotiene un precio y ese es el que vale, entonces no entienden el hecho de que se recibey entregan conocimientos sin que haya un pago de dinero de por medio, sino que másbien motivado en compartir y valorar. A través de la conversación agregan que pormedio del trueque se aprende a no ser tan dependiente del dinero y que no es el únicomedio para satisfacer necesidades o conseguir lo que buscan.Patio VolantínEl lugar de encuentro y donde se da todo el fenómeno que estamos presentando esPatio Volantín, según los participantes este espacio ha dado un paso en lo que es laeducación y la reinstauración del Trueque. Esto es debido a que rescata prácticassociales antiguas las cuales no tienen hoy una amplia llegada al sistema. PatioVolantín se muestra como un lugar en que predominan los valores esenciales de lavida en sociedad que son la cooperación, la colaboración, y el apoyo mutuo. Por otrolado mencionan que Patio Volantín está concretando acciones revolucionarias entodos los aspectos, desde lo cotidiano, desde el barrio, y que por esto mismo ellos (lostalleristas en particular) se han unido a la acción, debido a que les permite actuardesde sus ideales, y su forma de querer transformar la sociedad.Definición del Trueque.Este es uno de los códigos claves para nuestro estudio, y encontramos una ampliaconcepción de lo que es el trueque entre los participantes. Partiendo por aclarar quelos mismos participantes dicen que el trueque es un concepto que no está biendefinido, y que no es entendido por todos pero que sí está en construcción a partir dela experiencia que ellos mismos van teniendo a lo largo de los talleres y de sus vidas.A modo de establecer una definición de trueque a partir de los involucrados loenunciaremos así: “Es el intercambio que se realiza tras la elección de un modo deretribuir, a través de la valoración individual, por algún conocimiento o servicio recibidode otro ser”.A partir de esto es posible mencionar que los participantes de los talleres de PatioVolantín practican el trueque a diario y no sólo en el espacio de Patio, sino que en susactividades cotidianas y lo ven como una forma de vida, y de generar cambios en elsistema del cual todos tienen una pesimista concepción, y es como plantean tambiénuna necesidad y una oportunidad para volver a las raíces de la sociedad. Por otro ladocomentan también que el espacio territorial que ocupan es crucial para entender elmodo en que se desarrolla el nuevo modelo, ya que la ciudad trae consigo todas lascaracterísticas del sistema imperante, y ellos piensan que si el modelo del trueque serealizara en lo rural, tendría otras características.Intercambio sin dineroEl intercambio sin dinero apunta según los participantes a la obtención de cosas, yasean intangibles o tangibles que sirven para el diario vivir, las cuales por lo común seconsiguen por medio de su compra o por el pago, y que en este preciso caso semargina y desvaloriza el dinero que siempre debe estar de por medio. El intercambioque predomina en este caso es el de saber y el de conocimientos, que en lo tradicionaldebe ser pagado, aquí no se acepta el dinero y se genera un modo distinto de retribuirpor lo conseguido.
  7. 7. Sociedad Chilenade la información obtenida de nuestros informantes, se pueden dilucidar variadasvisiones que poseen talleristas y alumnos sobre la sociedad en la que están insertos,viéndose como patrón las visiones negativas o desvalorización de esta, entre losfragmentos que hacen mención a la sociedad se observa tres dimensiones enconcreto, donde se pueden desvelar: un sistema y cultura “súper restringidos ylimitados” que no cuenta con libertades ni espacio para poder realizar expresionesdistintas a las que ya están socialmente aceptadas. También dentro de los asistentesde patio, se observa a la sociedad como la creadora de un imaginario colectivo“mediocre” en el que las personas no son capaces de observar lo que tienen.También plantean la sociedad chilena como algo no existente, carente de identidad,argumentan que las instituciones no son de la idiosincrasia chilena y solo responden alas instituciones instauradas desde la época colonial por un agente externo y“perverso”. Esta carencia de identidad propia, también es vista en como losciudadanos chilenos son mas “putitos” es decir carente de ideales y dispuestos amoverse solamente por motivaciones económicas. Este punto se ve másespecíficamente en la tercera dimensión visible, en la que entienden la sociedadchilena como una sociedad mercantilista basada en los movimientos económicos,tanto a nivel de status, roles y relaciones interpersonales, planteando el efectivo enesta sociedad como un determinante casi absoluto del ser en sociedad,Sin embargo frente a la visión mayoritariamente negativa que presentaron losparticipantes del focus group frente a la sociedad chilena, se evidencia una esperanzapuesta en que en su estado de verse “mas enfrentado a “situaciones perversas” y“verse aplastado” cuenta o contara con una educación y fortaleza mayor a la de otrassociedades y se vería con la posibilidad de ser una educadora a nivel mas globalizado.Ambiente educativoAsumiéndolo como el clima social que rodea la instancia educativa en función de larelación que se genera entre los integrantes de esta, tanto de interaccionespersonales, como en el cumplimiento o no de parámetros culturalmente aceptada porel grupo en esta instancia que se genera en este lugar. Según lo rescatado denuestros sujetos de estudio el ambiente que se da en este contexto es bastante“positivo”, “agradable” y “ameno”, a la hora de explicarnos cómo se da esto, lo primeroque hacen es recurrir a la figura del profesor. Con respecto a él nos encontramos conque la mayoría de nuestros informantes coinciden en que los profesores, es decir lostalleristas poseen una buena disposición a realizar sus talleres, son ellos los quegeneran una instancia educativa atractiva para estas personas, como ellos mismos lodicen “súper cercano y un compartir de ideas porque el profe como que no imponíasus ideas, sino que el también aprendió con nosotros”.Lo anterior nos viene a decir que la figura del tallerista en el ambiente educativo esfundamental, específicamente su actuar dentro del taller mismo, ya que la habilidadque este tenga para fomentar una buena y sana convivencia será vital para el éxito deeste.Otros elementos que nuestros informantes destacan repetidas veces es el hecho de lacercanía que se genera entre ellos, ya que los maestros no vienen con una posturarígida como nos cuentan, sino que son bastantes abiertos a la hora de construir lainstancia educativa, un mismo tallerista nos explica “esa relación es más constructiva,genera un producto, se aplica y se da un resultado, es una relación fructífera”.
  8. 8. Sin duda en el análisis de los discursos podemos identificar una constante alusión a lafigura del tallerista, este sin duda es el pilar generador del ambiente educativo, el cuallos alumnos califican como “acogedor, amigable (el profe es tu amigo), tolerante (ellosson como más tolerantes con el error)”.Sin embargo si bien el ambiente educativo es en gran parte una función del tallerista,también nuestros informantes destacan que ellos contribuyen a esto y que por lomismo debe existir un compromiso de los alumnos hacia el maestro, “todos tienen queponer un poquito para que el grupo funcione”, frente a esto tanto talleristas comoalumnos nos relatan que existe este compromiso, pero que no se cumple a cabalidadcon todas las personas. En base a lo que hemos podido rescatar, el compromiso enalgunos talleres existe y se mantiene, así lo establece una alumna que nos expresaque en su instancia de aprendizaje hubo un buen trato de parte de todos, buenacomunicación y relaciones de modo que ella termina diciendo “eso es rico…uno fluye”,refiriéndose al ambiente que se vivía en su grupo, y también nos habla de que su tallertuvo tan buen desarrollo que a pesar de que haya terminado, aún se siguen juntando.Sin embargo en algunos casos no se da tan sólidamente y se va diluyendo, puestoque las personas no entienden la necesidad del trueque y lo consideran como algogratuito, de modo que no cumplen con su parte, con respecto a esto una tallerista nosexplica que en un momento un taller que impartía no le era grato, puesto que laspersonas que participaban de esto no le tomaban importancia al trueque, que es labase del intercambio que se realiza en el Patio, de modo que ahí el compromiso falló yel ambiente fue menos dinámico que en las otras experiencias.Por último tenemos que decir que también existe un sentimiento de gratitud frente aeste compromiso mencionado, lo más simbólico de esto nos lo relata una talleristacuando nos dice “había una onda entretenida yo estaba súper agradecida de laatención que le brindaron a mi taller, aunque fueran dos” por lo tanto aquí podemosconfirmar los lazos que se forman mediante esta situación y la cercanía entre ambaspartes.Ahora bien, hasta ahora hemos explicado las características y elementos másrecurrentes que nos aparecen en los discursos que nos han brindado nuestrosinformantes, en donde establecemos que el ambiente educativo que se genera en lostalleres es acogedor, amplio, amigable, cercano, cálido, etc. Sin embargo también nosencontramos con un caso contradictorio a todo lo que hemos planteado hasta ahora,en donde podemos ver que el ambiente se ha visto afectado totalmente, es el caso deltaller de cultura mapudungun, en donde tanto talleristas y alumnos nos explican que lamaestra que estaba a cargo de este curso no poseía una buena relación con loseducandos, lo cual a criterio de ellos pasó por varios motivos. Por un lado una talleristanos explica que nadie la entendía a cabalidad porque nadie tenía tanta cercanía alpueblo mapuche como ella, por lo tanto esta maestra no se sentía identificada por susalumnos, de modo que no hubo interacción entre ellos. Por otro lado una alumna nosdice que ahí el problema pasó más por cómo era esta persona, según nuestrainformante “ella no sabe llegar a la gente, no tiene esa capacidad”, por lo tanto estaalumna se pregunta, si ella desea tanto transmitir su cultura, debe poder llegar a lagente de buena manera, por lo tanto ella lo ve desde el punto de vista de que estatallerista no tenía la capacidad de generar un lazo con las personas a las que lesenseñaba y por lo mismo estos no respondían como ella deseaba, le atribuía más laculpa a la misma tallerista.
  9. 9. En suma el ambiente educativo es una tarea construida por ambas partes queparticipan de este proceso, si bien el maestro debe guiar este camino, son los alumnoslos que deben complementarlo y tratar de llegar a un buen contexto.Compartir conocimientoComo otro elemento fundamental de nuestro análisis, tenemos que decir que tambiénnos encontramos con una coincidencia discursiva total. Al empezar a hablar de estetema, nos encontramos con que lo que primero se destaca es la relación de feedbackque existe entre los alumnos y el tallerista, nuestros informantes específicamente noscuentan “nosotros veníamos a aprender y también entregamos nuestrosconocimientos y a la vez uno va experimentando nuevas ideas” , esto nos da cuentade lo que veníamos expresando anteriormente, es decir existe un complemento desdeambas partes, en donde cada uno se nutre de lo que el otro le puede enseñar parahacer su educación más completa e integral. El proceso educativo como dijimosanteriormente no está totalmente estructurado, sino que se va construyendo a medidaque va avanzando, de modo que los alumnos nos explican “compartimos harto denuestros conocimientos, o sea por ejemplo con el profe algunas cosas sonexperimentales, si alguien quiere aportar algo bienvenido sea”.A medida que se va avanzando en la discusión, podemos ver que el foco de análisisse va desplazando nuevamente hacia la figura del tallerista, en donde nuestrosinformantes nos hacen ver que ellos valoran la acción pedagógica de el maestro, esdecir nos explican que es necesario hacer sentir al tallerista que su clase es útil,puesto que esta persona está entregando conocimientos personales a los demás, estáponiendo su conocimiento a servicio de los otros y eso es valorable en una sociedaddonde las personas se inclinan más por la individualidad y por el egoísmo de guardarel conocimiento “hasta la tumba”, haciendo que nadie más lo adquiera de modo quelos alumnos consideran importante guardar un respeto por la clase que les estáimpartiendo y por los conocimientos que les está entregando, lo cual podemosrelacionarlo al compromiso del que hablábamos anteriormente, en donde tantotallerista como alumno contraen compromisos de acción dentro de la instanciaeducativa.Desde un punto de vista de tallerista, este intercambio de conocimientos pasa por unaconexión que se da entre el maestro y el alumno y específicamente se da a través deun “desprendimiento del ego”, esto quiere decir que ambas partes debendesprenderse de la estructura mental que los hace diferenciarse de los demás ysituarse en una esfera más alta, ya que si esta se mantiene presente la valoración delos conocimientos no será tal puesto que estos no serán “suficientes” para la personaque los reciba, de modo que esta maestra plantea que las personas traigan afuera suesencia más pura, de modo que estén ávidos de conocimiento y puedan recibir todo loque se les entrega y de ese modo puedan también aportar más a la dialécticaeducativa. Por lo tanto en suma lo más destacable es la intención y la disposición deambas partes a contribuir al conocimiento mutuo de modo que surja una síntesis deconocimiento que sea útil para todos, no existe la individualidad aquí puesto que no seoculta información, toda esta es proyectada hacia los alumnos y viceversa, como loresume una tallerista “yo voy trabajando mi conocimiento, voy aprendiendo y estoysegurísima de que tú (refiriéndose al alumno) tienes algo que enseñarme”.
  10. 10. Comparación con la educación formalA la hora de hacer comparaciones con un sistema más formal de educación, tantotalleristas como alumnos concuerdan en que bajo su experiencia el sistema de PatioVolantín es más enriquecedor, útil, perdurable que lo que podría ser un sistema deeducación formal en donde se pague por adquirir los conocimientos. En base a estouna alumna nos habla desde su experiencia en la educación escolar, en donde nosdice que es un cambio totalmente puesto que en el liceo se da un sistema deimposición de conocimientos, de obligatoriedad en donde no se da mucha cabida parala construcción de un conocimiento y también esta informante destaca que en este tipode sistema existe una menor preocupación por el factor humano y social. Al hacer elsímil con nuestro contexto de investigación, esta alumna establece que ahí se lerespeta como persona, le hacen sentir que su opinión vale para los demás, no se veíaa un régimen impositivo, etc. Por lo tanto la educación brindada por Patio no se quedaatrás frente a una educación pagada.Por otro lado, específicamente de los talleristas, nos hablan de que en un sistemaformal y pagado, al profesor no le interesa que tu aprendas o que te destaques en loque estas aprendiendo, debido a que pagaste los mismo que todos, ya cumpliste conlo que debías y los resultados solamente dependen de ti, en cambio en la instanciaeducativa de Patio, podemos ver que el maestro se preocupa de que el conocimientosea entendido totalmente por los alumnos, podemos establecer que la mismainmaterialidad del intercambio de conocimiento genera un mayor compromiso con laeducación de estas personas, la que se ve traducida en la preocupación del talleristade que todos hayan entendido lo que se les quiso entregar, por lo tanto frente a unsistema formal de educación, podemos decir que el intercambio de conocimientos portrueque no se queda atrás y hasta podríamos decir que mejora en varios aspectosradicales de la acción pedagógica, en donde se ve un mayor compromiso con elentendimiento del conocimiento por la parte del maestro. Son tan diferentes estosmodelos que nuestros informantes nos expresan que no existe un punto decomparación, serían diametralmente opuestos.Pagar por educaciónCuando empezamos a hablar acerca de cómo ven a este sistema de trueque frente ael sistema cotidiano de obtener productos y servicios mediante un intercambiomonetario, los involucrados en Patio primero que nada nos hacen referencia y ponenénfasis en la no monetarización del trueque, es decir según lo que nos comenta unamaestra, las personas deben darle una equivalencia al conocimiento que se lesentrega, la gracia del trueque es retribuir al tallerista por medio de elementos que nosean monetarios su acción pedagógica. Por lo tanto el primer hincapié que realizan eseste y dejan claro que la idea básica es transar cosas útiles para ambos lados.El elemento que surge a continuación de esto en la discusión, es la reeducación queplantean tanto talleristas como alumnos, con esto ellos quieren decir que estamos enuna sociedad tan tecnocratizada, estructurada, capitalizada, que es difícil concebir quese genere una instancia educativa que no pase por el pago de una mensualidad o unacuota en dinero y que sea confiable. Por lo tanto son estos mismos alumnos los queestablecen que es bastante irrisorio para nuestros tiempos pensar que algo así puedetener cabida en una sociedad como la nuestra, sin embargo ellos nos explican que amedida que uno se va insertando en estas pautas de comportamiento, cada vez se vanaturalizando más con este sistema y luego pasa a ser un elemento natural y cotidianopara las personas, de modo que podemos encontrarnos con una asimilación de estas
  11. 11. pautas por parte de estas personas y también que estas pautas deben expandirsepara que más personas se familiaricen con ellas.Ahora bien un elemento decisivo en este segmento tiene que ver con que este sistemaha permitido obtener conocimientos que en un sistema monetarizado no podrían haberconseguido, por el simple hecho de no tener los recursos para pagar por eseconocimiento, una alumna nos explica que ella tenía la inquietud de entrar a un tallerespecífico, sin embargo las características del taller lo hacían uno muy costoso, por lotanto no podía acceder a él. Mediante el trueque pudo entrar y lograr adquirir elconocimiento que buscaba, por lo tanto perfectamente podemos establecer que estamodalidad es una herramienta útil para que el conocimiento llegue hasta las raíces denuestra sociedad, en donde no discrimina a la persona que busca tener estosconocimientos. También en base a esto nos encontramos con que los alumnosexpresan que en términos de calidad, los talleres de Patio no tienen nada que notengan los talleres pagados que puedan dictarse en otros lugares, la opinión que todostienen acerca de esto es positiva y de una conformidad plena.Finalmente nuestros informantes nos expresan que a medida que uno se vadesenvolviendo en estos contextos, va cambiando totalmente su forma de ver elmundo y va dejando de lado la visión económica y materialista, para dar paso a unavisión más comunitaria en donde se vela por el compañerismo y la buena convivencia.Motivación a aprenderEn este contexto podemos identificar tres momentos claros, el primero que sedesarrolla en la discusión sobre el tema, apunta específicamente a la labor deltallerista, aquí los alumnos nos expresan que al ver a los talleristas y convivir con ellos,se dan cuenta de que esencialmente no se encuentran ahí por las cosas que puedanrecibir a cambio de la información que están entregando, sino porque ellos tienen unanecesidad de transmitir conocimiento a otras personas, es casi una formadesinteresada de educación, como nos lo dice un alumno “yo la primera vez que lo vi,el esperaba entregar sus conocimientos primero y después recibir algo…no estabapreocupado de lo que le trajéramos” por otro lado otra alumna también nos confirmaesto “desde el principio se le vio la gana de entregar lo que él sabía, y como que paraél, no era muy importante lo que se le iba a dar” por lo tanto acá podemos apreciarclaramente la motivación que tienen los talleristas de entregar la información, por otrolado los alumnos también nos expresaron que el ver a los maestros actuar así, lesmotivó para comprometerse con los talleres y aprender lo que les querían enseñar, demodo que volvemos a la radical importancia de la figura del tallerista en este contexto.En un segundo momento podemos identificar la motivación de estos involucrados en lamedida en que replican estos conocimientos en su vida fuera de las clases, tantotalleristas como alumnos nos explican que el trueque los realizan afuera de Patio, consus familias, amigos, cercanos de modo que no solo están reproduciendo lo que se lesenseña, sino que están concientizando a otras personas de lo importante que es tenereste tipo de disposición hacia nuevos sistemas de intercambio. Este punto tiene quever con el proceso de la reeducación como lo nombrábamos anteriormente, en elsentido de que ambas partes involucradas ayudan a reeducar a su círculo máscercano, de modo que estos también están al tanto de lo que se genera en PatioVolantín y de los conocimientos con que son instruidas las personas, claramentenuestros informantes nos expresan que lo utilizan en su vida cotidiana o para eldesarrollo de una actividad, como es el caso de una alumna que lo utilizó paraorganizar un evento para recaudar fondos y así poder publicar su libro. Podemos verun segundo estadio de la motivación en este momento y ya no viene siendo solamente
  12. 12. motivación para aprender, sino que también es motivación para reproducir losconocimientos más allá de ellos mismos.En un tercer y último eslabón de esta cadena, podemos identificar la motivación queexiste desde el mismo patio de aprender de la sociedad y poder entregarle algo, unaherramienta con que pueda defenderse en un futuro quizá no muy lejano. Con estonos referimos a que tanto talleristas como alumnos están de acuerdo en que elsistema económico que nos rige en este momento, tiene fecha de caducidad y que enalgún momento llegará el colapso de este y que quizá cuando pase será necesariobuscar o volver a métodos más antiguos y rudimentarios que el hombre ocupó algunavez como lo es el trueque y por otro lado está el convencimiento de que la acciónpedagógica realizada en Patio es revolucionaria, puesto que como dijimosanteriormente este tipo de educación puede llegar más fácil a la población y como loratifica una tallerista “está la lucha revolucionaria antes de todo, claro, hay que educaral pueblo, es lo más importante, por eso existe este concepto de intercambio sindinero, porque es necesario llegar al pueblo de manera más rápida” por lo tantoclaramente la motivación la vemos aquí en el poder de dinamización de la sociedadpor medio de su instrucción, su educación más fácil y rápida por medio de estemétodo. Por lo tanto lo radical de este pensamiento es el carácter novedoso y rompeesquemas, ya que todos coinciden en que esta es una forma de hacer revolución.Relación talleristas alumnosEn la dinámica de los talleres de patio volantín, los alumnos destacaron de la relacióncon sus maestros, la relación cercana y de compartir ideas que propiciaba el espacio.Sintiéndose “motivados” y “gustosos” en ella, al percibir una relación horizontal y desjerarquizada de roles, donde el profesor aceptaba y respetaba todas las opiniones,creando una relación, determinada por los participantes, como más “fructífera” y “rica”en comparación a instancias formales. Donde la participación es más fluida debido aque la dinámica del taller promueve una tolerancia al error mayor y un profesor másaccesible.Se puede inferir, de lo observado en el focus group y en las visitas previas a patio, queuno de sus principales sustentos del taller como instancia educativa, es la relación quese produce entre talleristas y alumnos, donde prima el interés del tallerista encompartir sus conocimientos con personas dispuestos a escucharlos, y el interés delos asistentes en esta relación “cercana” y “acogedora” que les brinda los talleres depatio, donde la relación alumno maestro rígida de las instancias formales, se vecambiada por una relación de amistad, donde prima el compartir como iguales. Comocaso aislado se puede tomar la referencia hecha al taller de Pilates, donde lamotivación de la tallerista se perdió, al considerar a sus alumnos como “pocomotivados” y al no sentirse retribuida, en dimensiones de esfuerzo y creatividad, viocon “desgano” la continuidad del taller, al carecer de la retroalimentación que ellaasumía era el fin de los talleres. Siendo una relación basada en el aprendizaje mutuo ydesarrollo como grupo. Finalmente tenemos que decir que en la mayoría de lasdeclaraciones de nuestros informantes, la relación entre los talleristas y los alumnosera bastante cercana, buena y envuelta en un ambiente familiar.Vinculo interpersonalLa vinculación interpersonal, entendida como lazos o creación de contactos sociales,desarrollada en los talleres de patio volantín, se caracteriza por contar con el compartircomo premisa máxima, y un compartir específicamente alejado de los medios deintercambio económico convencional, lo que propicia una interrelación “afectuosa” que
  13. 13. es ajena a la competencia. Esta relación es reconocida por sus mismos integrantes, yla identifican como “rica” y “filuda”, donde juega un papel importante la diversidad,mencionada en el focus group específicamente por el factor edad, donde asistentesjóvenes y mayores dialogan desde el respeto y “sin dramas”.Estas relaciones interpersonales, también cuentan con un factor tiempo que trasciendela mera instancia educativa, creando lazos perdurables, entre los talleristas y losalumnos así como entre ellos mismos. Algunos declaran incluso realizar un lazo con elespacio, patio volantín, por determinar una interrelación amena, igualitaria y fluidapropiciada por el trueque, como liberador de los medios convencionales derelacionarse y compartir, entendiendo este ultimo como una construcción derealidades nuevas en base a porciones que cada integrante de patio puede disponerpara el beneficio de los otros.ColaboraciónPor parte de los asistentes a los talleres, una mayoría, comprende la participacióncomo un compromiso frente al taller, frente al trueque y la posibilidad misma de aportarellos conocimientos, en respuesta al interés que han mostrado los profesores así comouna necesidad del proceso constructivo que muestra patio. Al representar una “nuevaforma de compartir”.Así como también por parte de los profesores, que ven la cooperación, como lacapacidad creativa que puedan poseer su alumnos y como en trabajo en conjuntopoder aportar a la instancia educativa. Algunos talleristas muestran interés, en lamisma transacción del trueque, buscando la retroalimentación de “parte de su ser” quees, el conocimiento impartido, al obtener parte de el otro ser, algo que le puedanotorgar sus alumnos desde su postura, como “entes consientes de sí mismos”buscando, en la instancia que permite patio volantín, no solo una instancia deaprendizaje intelectual, sino una instancia de construcción de las personas comoindividuos desde la cooperación del colectivo.Conciencia del otroen el ítem conciencia del otro: se puede observar el reconocimiento que los alumnos ymaestros que participan de patio volantín de otros “entes” o individuos sociales, de loobtenido al grupo de patio reconocen de la experiencia vivida en patio y fuera de este,la existencia de “otro” bajos los parámetros sociales impuestos de la sociedad que noslleva a la constante competencia, reconociendo a ese “otro” como con el queconstantemente se comparan, sin embargo los mismos asistentes, recalcaron comobeneficio de el espacio educativo patio volantín, que esa constante comparación noexistía, y patio no facilita esta competencia que esta culturalmente socializada.Entre las otras dimensiones de “otros” que perciben los asistentes de patio volantín, sevislumbraba la visión de otro étnico o cultural, este estaba expresado como unaexperiencia en concreto de una tallerista mapuche, que intentaba impartir en su tallermás que su lengua el mapudungun, sino buscaba un impartir de su cultura, lo quechoco con la dinámica de patio pues del relato narrado se extrae el poco dialogoexistente, refiriéndose incluso a una falta de respeto por parte de unos y otros, tambiénafectada por el factor de que el concepto respeto cultural no era equivalente para losasistentes a patio y la tallerista.También reconocen la construcciones de otro en función de cómo es ocupado ellenguaje por parte de ellos refiriéndose a que uno puede ser “más o menos grave
  14. 14. según como lo diga” así como construcción de otros diferenciados por sus edadesentendiendo distintas mentalidades que responden a el sector etario de cada individuo.Una dimensión bastante interesante de sus conciencias de otros, es que ellos mismos,se ven como otro en la sociedad, donde en el espacio de patio volantín, se necesita,una mentalidad alejada de la capitalista imperante en la actualidad, describiéndosecomo otro más “honesto”.Los otros en el grupo formado por patio volantín toma una relevancia, importantísima,siendo la dinámica del espacio educativo, un fluir de otros, con el fin de intercambiarsus cualidades y realidades y poder crear, una síntesis que se volverá el conocimientoque ellos esperan aprender siendo “el enfrentarte con otro ser humano implica eldesarrollo complejo o más complejo de tu personalidad”, siendo la dinámica de grupoun factor determínate para que “el concepto de conciencia, de asumirse,comprenderse e integrarse a las demás personas, desde la individualidad pero conuna mentalidad colectiva, o sea sabiendo lo que somos en el grupo, desde nuestro sercomo sujetos distintos pero no por eso antagonista”.
  15. 15. ConclusiónPara finalizar este informe de investigación que abordó por medio de la metodologíacualitativa y sus instrumentos de recolección de datos, el novedoso fenómeno de losTalleres por Trueque de Patio Volantín de la Ciudad de Valparaíso, es necesario querealizamos una revisión final de los objetivos planteados al principio de la investigacióny además corroborar si con el trabajo de campo y el análisis de los datos se ha logradodar respuesta a las preguntas que han guiado desde sus inicios la investigación.Comprender el fenómeno del Trueque a partir de la significación que le dan losinvolucrados en los talleres, compone el objetivo general de este proyecto. Para estofue necesario generar una definición propia del Trueque ya que si bien es una prácticasocial ancestral, la concepción clásica resulta insuficiente para lo que hoy en PatioVolantín se está generando. Es por esto que a través de la discusión logradaconseguimos realizar la siguiente definición: El trueque es el intercambio que serealiza tras la elección de un modo de retribuir, a través de la valoración individual, poralgún conocimiento o servicio recibido de otro ser”. Lo que nos permite considerar queno es un intercambio determinado, sino que va a depender fundamentalmente de lainteracción entre los actores, y de cómo estos se involucren mutuamente. Respecto altipo de intercambio que predomina en los talleres encontramos que es material, yespecíficamente de artículos básicos para el diario vivir, como lo son los alimentos,artículos de aseo y de ocio. Es importante destacar también que hay ciertos “logros”en los trueques cuando se producen intercambio de servicios y conocimientos, y queeste tipo es el que los talleristas valoran de forma más singular debido a que implicauna mayor valoración de lo que ellos entregan a sus alumnos. El hecho de que a lostalleres se pueda acceder por medio del trueque y no por dinero, es para los asistentesun factor positivo y el que les permite acceder a información y conocimientos quecomo ellos mencionan muchas veces escapan de lo que pueden financiarsepersonalmente, ya que lo mismo que les enseñan ahí en otras instituciones tienen unalto costo monetario, que por sus situaciones no pueden costear.Comprendemos a partir de esto, que el fenómeno del Trueque en Patio Volantín esuna actividad que se está construyendo, a partir de la experiencia y cosmovisión decada una de las personas que están formando parte de este proyecto revolucionario,como ellos mismos lo denominan, y que trasciende la instancia educativa que ellosproporcionan, ya que para muchos el trueque es una forma de pensar, y unaalternativa de resistencia al rígido sistema económico que influye y traspasa todos losámbitos del mundo de la vida.Consideramos logrado este objetivo ya que era una exploración del objeto de estudio,y conseguimos describirlo de manera acabada, enfocándonos en el caso de PatioVolantín que es actual y único, hasta el momento por lo que hemos conseguidoaveriguar.Con respecto a la instancia educativa que se genera en este contexto de PatioVolantín, tenemos que decir en primer lugar que los objetivos que nos planteamos enesta dimensión si se cumplieron ya que logramos identificar mediante lasdeclaraciones que nos dieron nuestros informantes, los elementos relevantes para darrespuesta a nuestros objetivos.Acerca del ambiente que se produce en los talleres, como lo dijimos anteriormente esun ambiente cercano, cálido y horizontal, nuestros informantes nos expresaron que noexistían mayores jerarquías sino que era un trato de igual a igual, en algunos casos lajerarquía venía dada por el hecho de que la instancia de por si lo necesitaba, pero engeneral no era un elemento decisivo a la hora de hablar del ambiente educativo.
  16. 16. Acerca de esto mismo tenemos que decir que la forma en que se gestaba tenía quever más con un respeto, y una valoración con el trabajo que los talleristas entregan.Con respecto a la comparación de la educación no formal que constituyen los tallerespor trueque de Patio, tenemos que decir que se logró puesto que nuestros informantespudieron identificar diferencias que tenía este sistema por trueque de los sistemasformales, tanto por el ambiente que se vivía en estos últimos como por la nomonetarización de estos espacios, si bien consideramos que no se ahondó tanto enestas temáticas, si podemos decir que hubo alusiones al tema por lo tanto para unaprimer acercamiento lo consideramos exitoso.Por último con respecto al objetivo que de identificar las motivaciones de losinvolucrados, podemos decir que logramos identificarlas parcialmente, si bien losinformantes pudieron en cierta medida decirnos por qué se decidieron a entrar a estostrueques, podemos ver que las declaraciones en mayor grado apuntan a que lamotivación se funda en probar un sistema que estuvo en la humanidad por siglos yque simboliza una vuelta a lo primigenio de la sociedad, en donde el hecho delintercambio no está aglutinado por el movimiento de flujos monetarios. No seidentifican muchas motivaciones diferentes, unas tienen que ver con que la instanciaeducativa que se ofrecía tenía que ver con los intereses de los alumnos, otrosexplicaban que ingresaron ahí porque el dinero no era lo que primaba, etc. Pudimosidentificar algunas, sin embargo su profundización no fue exhaustiva.

×