Los filisteos y el arca del Señor

4,669 views

Published on

Published in: Spiritual, Travel
1 Comment
2 Likes
Statistics
Notes
  • no puedo bajar
       Reply 
    Are you sure you want to  Yes  No
    Your message goes here
No Downloads
Views
Total views
4,669
On SlideShare
0
From Embeds
0
Number of Embeds
6
Actions
Shares
0
Downloads
103
Comments
1
Likes
2
Embeds 0
No embeds

No notes for slide

Los filisteos y el arca del Señor

  1. 2. <ul><li>El relato de los filisteos y el arca del Señor nos enseña que Dios espera ser reconocido como el único Dios. </li></ul>
  2. 3. <ul><li>LOS FILISTEOS </li></ul><ul><li>EL ARCA DEL PACTO </li></ul>
  3. 4. <ul><li>Era uno de los pueblos rivales de los israelitas, principalmente a lo largo de su historia pre monárquica. </li></ul><ul><li>Ocupaban la parte suroeste de la Palestina. </li></ul><ul><li>La primera amenaza contra los hebreos se relata en las historias de Sansón. La amenaza contra Israel se intensificó cuando los filisteos obligaron a la tribu de Dan a que se retirase hacia el norte. </li></ul><ul><li>Sólo hasta el tiempo de David los filisteos fueron derrotados. </li></ul>
  4. 5. <ul><li>Era uno de los elementos que existían en el tabernáculo junto con la mesa de los panes, el candelabro de oro y el altar. </li></ul><ul><li>El arca era una caja rectangular, hecha de madera de acacia, recubierta de oro por dentro y por fuera. Tenía 4 anillos por donde se pasaban 2 varas de madera de acacia recubiertas de oro, para transportarla. </li></ul><ul><li>Dentro del arca estaban las tablas de la Ley y una porción del maná. El propiciatorio era una plancha de oro macizo adornada con los querubines y se colocaba sobre el arca. </li></ul>
  5. 7. <ul><li>1 SAMUEL 4:1b-11 </li></ul>
  6. 9. <ul><li>(v.4): “ Y envió el pueblo a y trajeron de allá el arca del pacto de Jehová de los ejércitos…”. </li></ul><ul><li>Cuando el arca llegó al campamento israelita, los filisteos se atemorizaron, pero al fin combatieron a Israel y lo vencieron. </li></ul>Silo ,
  7. 10. <ul><li>Cayeron (v.10) hombres de Israel incluyendo a Ofni y Finees, los hijos de Elí. </li></ul><ul><li>El arca del pacto fue tomada (v. ) </li></ul>30,000 11
  8. 11. <ul><li>1 SAMUEL 5:1-12 </li></ul>
  9. 12. <ul><li>Los filisteos tomaron el arca como trofeo de su conquista, la llevaron en primer lugar a (v.1) a la casa de su dios </li></ul><ul><li>Allí la colocaron a los pies de su dios (o de su cola) como diciendo que Dagón era el vencedor y Jehová su prisionero. Pero al siguiente día, Dagón estaba postrado delante del arca. </li></ul><ul><li>Levantaron al ídolo y lo pusieron en su lugar… </li></ul>Asdod Dagón.
  10. 13. <ul><li>Nuevamente había caído postrado en sumisión ante Jehová. </li></ul><ul><li>Esta vez estaba roto y mutilado (v.4) “… la de Dagón y las dos de sus manos estaban cortadas sobre el umbral, habiéndole quedado a Dagón el tronco solamente”. </li></ul><ul><li>Los filisteos estaban tan avergonzados por la desgracia de su dios, que a partir de ese día se rehusaron a volver a poner un pie en el escenario de tal calamidad (v. ). </li></ul>cabeza palmas 5
  11. 14. <ul><li>Esta enfermedad fue transmitida por las ratas y que causaba grandes (v.6) en el cuerpo. </li></ul><ul><li>En total desesperación los asdoditas decidieron enviar el arca a la ciudad de (v.8) </li></ul><ul><li>Sin embargo, la gente de esta ciudad también fueron víctimas de este desastre. </li></ul>tumores Gat .
  12. 15. <ul><li>Finalmente el arca fue trasladada a Ecrón (v. a donde ya habían llegado las noticias de sus poderes mortíferos. </li></ul><ul><li>Los habitantes de esta ciudad corrieron con la misma suerte y determinaron de inmediato enviar el arca a su lugar. </li></ul>10 ),
  13. 17. <ul><li>1 SAMUEL 6:1-13; 7:1. </li></ul>
  14. 18. <ul><li>Les aconsejaron devolver el arca junto con otros objetos de tributo como (v.4) tumores de oro y ratones de oro, para representar las 5 ciudades filisteas. </li></ul><ul><li>Estas ofrendas reconocían la superioridad de Jehová. </li></ul><ul><li>Además el arca debía ser enviada en un carro nuevo. </li></ul>5 5
  15. 19. <ul><li>Las dos vacas que tiraban del carro no deberían desviarse de su camino hacia la ciudad fronteriza de Bet-semes a pesar de escuchar el balido de sus crías, efectivamente así ocurrió (v. ). </li></ul><ul><li>Los israelitas estaban tan gozosos de ver el arca después de 7 meses (v. ), que ofrecieron un sacrificio con las vacas. </li></ul>12 1
  16. 20. <ul><li>Los habitantes de esa ciudad cometieron el error de profanar el arca cuando ellos hubieron (v.19) “… mirado del arca de Jehová;” quizá para comprobar que las tablas de la ley todavía estaban allí. </li></ul>dentro
  17. 21. <ul><li>Fue una violación al mandamiento de Moisés que estipulaba que sólo los levitas podían manipular el arca y que ni ellos podían siquiera tocarla directamente, mucho menos ver su interior (Nm. 4:5, 15, 20). </li></ul><ul><li>La desobediencia a ese asunto ocasionaba la </li></ul>muerte.
  18. 22. <ul><li>Así que Dios (v.19) “… hizo morir del pueblo a hombres. Y lloró el pueblo, porque Jehová lo había herido con tan gran mortandad”. </li></ul><ul><li>Así vemos que no solamente los incrédulos (los filisteos) padecen cuando la ley de Jehová es quebrantada; los creyentes (los israelitas) también sufren cuando no se conforman a los requerimientos estrictos de Dios. </li></ul><ul><li>Después de este desastre en Bet-semes, el arca se trasladó nuevamente a (7:1) </li></ul>50,070 Quiriat-jearim .
  19. 24. <ul><li>Los hebreos perdieron miserablemente en la batalla, pese a su gran reputación de vencedores. </li></ul><ul><li>La forma de comprometer su fe había manchado su carácter. </li></ul><ul><li>¿Se deberán nuestras propias derrotas espirituales a la misma situación? ¿Habremos comprometido nuestras convicciones? </li></ul>
  20. 25. <ul><li>Para el escritor bíblico no había ningún problema en que una enfermedad “natural” (la peste bubónica) pudiera ser vehículo de la expresión de Dios. La tendencia “moderna” es explicar todo en términos naturales. </li></ul><ul><li>Los creyentes modernos reconocemos la legitimidad de las ciencias, pero también reconocemos el señorío de Dios sobre la naturaleza y la historia. </li></ul>

×