Boletin Primavera 2009
Upcoming SlideShare
Loading in...5
×
 

Boletin Primavera 2009

on

  • 871 views

 

Statistics

Views

Total Views
871
Views on SlideShare
871
Embed Views
0

Actions

Likes
0
Downloads
1
Comments
0

0 Embeds 0

No embeds

Accessibility

Categories

Upload Details

Uploaded via as Adobe PDF

Usage Rights

© All Rights Reserved

Report content

Flagged as inappropriate Flag as inappropriate
Flag as inappropriate

Select your reason for flagging this presentation as inappropriate.

Cancel
  • Full Name Full Name Comment goes here.
    Are you sure you want to
    Your message goes here
    Processing…
Post Comment
Edit your comment

Boletin Primavera 2009 Boletin Primavera 2009 Document Transcript

  • Primavera 2009 El boletín de Fundación Natura Bolivia Contenido Compensación por servicios ambientales 1 Compensación por servicios ambientales en la cuenca de El Chape The Conservation en El Chape, Mairana Food & Health Mauricio Forno Maurizio Forno Foundation 3 Hacia la creación de una ley departamental de servicios ambientales La microcuenca de El Chape se encuentra ubicada a 21 km al norte de la localidad de Josefina Marín Mairana, en la provincia Florida del departamento de Santa Cruz. Tiene una superficie 3 El ANMI RG-VC desde la óptica de la de 6.520 ha, equivalente al 10,3% del área total del municipio de Mairana. Su flora DIAP se caracteriza por ser un bosque siempre verde con una alta diversidad de especies, Roxana Valdéz Z. variando de acuerdo a los pisos altitudinales entre bosque nublado, bosque montano 4 El sector productivo de tierras bajas húmedo y bosques semideciduos secos que albergan especies de alto valor comercial dispuesto a apoyar la conservación en como el cedro, nogal, tajibo y laurel, que actualmente se encuentran en peligro debido la cuenca media del Río Grande a su sobreexplotación. La cuenca es la principal fuente de agua para el consumo Huáscar Azurduy humano y para las actividades productivas del municipio de Mairana. 5 El fértil valle de Los Negros produce vegetales a ramales... pero algo esta Gran parte de la cuenca de El Chape presenta señales de intervención humana, como cambiando Roxana Valdéz Z. chaqueos, quemas, deslizamiento, mal uso del suelos, sobrepastoreo, explotación forestal etc., cuyos impacto negativos afectan las capacidades generadoras de recursos 6 Encuentro RACSA: el avance de hídricos de estos bosques, lo que lleva a una disminución en la disponibilidad de agua iniciativas y conceptos de CSA en Bolivia Stephanie Secomb en época seca para la población y los sectores productivos. 6 Primer congreso de redes de servicios Para solucionar estos problemas, las principales instituciones locales, buscando ambientales en Ibero-América Stephanie Secomb conservar los servicios ambientales de la microcuenca, restaurar los ecosistemas y asegurar a largo plazo la provisión de agua, aprobaron en agosto de 2007 la creación 7 Las Conversaciones de Bellagio: de un esquema de compensación por servicios ambientales hídricos, creando un equilibrando eficiencia y equidad Nigel Asquith & Sven Wunder (eds) marco institucional local creíble y de manejo transparente, constituido por el municipio de Mairana, la Cooperativa de Servicios Públicos Mairana Ltda. (COOSMAI) y la 10 Conociendo a la familia Natura Fundación Natura Bolivia, bajo la figura de un fondo local destinado a financiar las actividades de conservación. El fondo es administrado por la cooperativa COOSMAI, entidad que tiene legitimidad local y capacidad administrativa para manejar los recursos, que provienen de aportes anuales que realizan el municipio, la Fundación Natura y los asociados a la cooperativa de agua. Sin embargo la sostenibilidad de este mecanismo depende de los aportes La Fundación Natura Bolivia se especializa en el desarrollo de mecanismos financieros -como la compensación por servicios ambientales- para conservar ecosistemas críticos y mejorar el bienestar de la población boliviana de forma sostenible.
  • que hacen los usuarios del agua potable por medio de la factura de agua. Contar el resultado de la creación del fondo resulta fácil y simple, sin embargo este acuerdo implicó un arduo trabajo de socialización hasta aprobar en una asamblea de socios la incorporación de una tarifa por “Servicios Ambientales” que significaba aumentar el valor del consumo de agua el 7%, que en términos reales implica un pago adicional que mayormente fluctúa entre 1,5 y 3 bolivianos. De esta manera se logró promover un sistema de compensación por servicios ambientales que permita asegurar el flujo de agua en cantidad y calidad; induciendo a los usuarios finales a apoyar y compensar los esfuerzos de conservación de bosque nativo en la parte alta de las cuencas. El siguiente paso fue la estratificación del bosque de acuerdo a su importancia para la provisión de agua, como resultado de dicha zonificación se ha clasificado el bosque en tres zonas de acuerdo a su importancia y urgencia para la ejecución de actividades de conservación. Por ejemplo, los bosques alrededor de las tomas de agua de la cooperativa, denominados como Zona 1, reciben atención primaria por recomendación técnica. En consecuencia, se ha desarrollado en la zona de mayor prioridad, un programa de compensación a perpetuidad, consolidando hasta la fecha un total de 695 ha de terrenos cercanos a los lugares donde están construidas las seis tomas más importantes para el sistema de agua, favoreciendo a siete propietarios de terrenos en la parte alta de la cuenca. La consolidación de esta iniciativa ha generado impactos ambientales positivos que van desde la conservación y protección de los bosques que permiten el flujo de agua en calidad y cantidad hacia la parte baja de la cuenca (favoreciendo tanto a los sectores productivos como a la población), hasta la conservación de bosque para albergar plantas y animales que incluye especies como por ejemplo: la perdiz, guajojó, urina, tatú, zorrino y loros, entre otras. Por lo tanto, la preservación de estos bosques genera beneficios no solamente para la población humana sino también para la conservación de la diversidad de flora y fauna de la microcuenca El Chape. El fondo local de Mairana ha atraído a otras instituciones y se espera que el mismo se fortalezca con el apoyo del amplio grupo de actores. De pronto otras organizaciones no gubernamentales como el Instituto de Capacitación del Oriente y la cooperación japonesa (JICA), han mostrado interés en fortalecer esta iniciativa. Ahora solo cabe esperar que el desarrollo progresivo de estas actividades continúe y sea un medio más de propagación hacia otros municipios y provincias de los beneficios ambientales, económicos y sociales que generan las iniciativas bajo esquemas de compensación por servicios ambientales. Agradecimiento de la Cooperativa COOSMAI al pueblo de Mairana El Concejo de Administración y Vigilancia de la Cooperativa de Servicios Públicos Mairana Ltda. agradece a la población de Mairana, por hacer posible el proyecto “Conservación de los recursos hídricos en la zona de El Chape”, puesto que gracias a sus aportes se está logrando la protección de las fuentes de agua para Mairana. Mantenemos el compromiso de trabajo transparente para garantizar un servicio de calidad y recordamos a todos que no duden en solicitar mayor información si así lo requieren. Funcionarios de COOSMAI Ltda. Mairana, 25 de noviembre de 2009 2 Naturalia Primavera 2009
  • Hacia la creación de una ley departamental de servicios ambientales Josefina Marín El viernes nueve de octubre, representantes de la Fundación Natura Bolivia fueron invitados a una sesión de la Asamblea Legislativa Departamental, con el objetivo de hacer conocer en qué consisten los fondos de protección de cuencas y/o servicios ambientales en los valles de Santa Cruz. Producto de la presentación los consejeros departamentales en consenso acordaron con Natura, trabajar en una ley departamental de servicios ambientales que permita replicar este tipo de experiencias en todas las provincias de Santa Cruz. Los legisladores departamentales, quedaron gratamente sorprendidos con la idea de promover arreglos solidarios o compensaciones entre aquellos que reciben un servicio de la naturaleza como el agua para beber o para riego, a agricultores pobres cuenca arriba, para que protejan sus bosques y/o modifiquen sus prácticas productivas, evitando de tal forma, el impacto negativo cuenca abajo. Las experiencias de compensación por servicios ambientales que se implementan en Comarapa, Mairana, Pampagrande y Samaipata, demuestran que con pequeños recursos se puede proteger efectivamente las cuencas. Los asambleístas felicitaron a la Fundación Natura y particularmente a la Directora Ejecutiva, María Teresa Vargas, por las iniciativas desarrolladas de manera exitosa en los valles y por la labor comprometida de encontrar alternativas que conduzcan a mejorar la calidad de vida de los cruceños, protegiendo además la biodiversidad de sus bosques. Solicitaron que se haga una sistematización de todas las experiencias desarrolladas por Natura, con el compromiso de difundir el éxito logrado y de esta forma concientizar a la población en general, especialmente a los pueblos indígenas. En base a esta sistematización, pidieron que se haga una guía para replicar el modelo en municipios que presenten condiciones similares. Finalmente, se comprometieron a continuar con las gestiones necesarias para la elaboración de una ley departamental que permita manejar adecuadamente los servicios ambientales y promover dicho esquema en todas las provincias del departamento. El ANMI Río Grande - Valles Cruceños desde la óptica de la DIAP Roxana Valdéz Z. El Área Natural de Manejo Integrado (ANMI) Río Grande – Valles Cruceños, una de las 30 áreas protegidas de Santa Cruz, se creó en el 2007 con el objetivo de proteger y restaurar la cobertura boscosa de la cuenca media del Río Grande, para evitar la profundización y ampliación de la erosión hídrica y el arrastre de sedimentos, además para contribuir a la conservación de la biodiversidad presente en el bosque tucumano-boliviano e interandino. La Lic. Dorys Méndez de la Dirección de Áreas Protegidas nos indica que la importante misión del área es promover el uso sostenible de los recursos naturales y la valoración de los servicios ambientales, como alternativas de desarrollo productivo, económico y de mejoramiento de calidad de vida de las comunidades locales. Lic. Dorys Méndez Lic. Dorys Méndez “Río Grande – Valles Cruceños, es un reto de conservación para todo el pueblo cruceño, pues se ha demostrado ser una valiosa fuente de servicios ambientales para el departamento”, dice Dorys. “Estos valores naturales y culturales, han motivado a muchos actores y sectores de la sociedad, a buscar mecanismos creativos, participativos y responsables que nos ayuden a conservar y manejar sus recursos sosteniblemente para el disfrute de las presentes y futuras generaciones”. Dentro del área existen 150 comunidades, 12 cuencas y 16 intercuencas, que proveen de agua para consumo humano; y más de 300 atractivos identificados y documentados culturales, naturales, paisajísticos. El ANMI es hogar de al menos unas 60 especies de peces, 374 especies de aves (entre ellas la paraba frente roja (Ara rubrogenys), especie endémica y amenazada), 136 especies de mamíferos (entre ellos el segundo murciélago más grande del Neotrópico (Chrotopterus auritus)), y 2415 especies vegetales, incluyendo 161 especies endémicas. Primavera 2009 Naturalia 3
  • El sector productivo de tierras bajas dispuesto a apoyar la conservación de la cuenca media de Río Grande Huascar Azurduy Bajo la coordinación de la Fundación Natura, la Secretaría de Desarrollo Sostenible y alcaldes de Vallegrande, Pucará, Moro Moro, Postrervalle, Cabezas y Gutiérrez—municipios que forman parte de la cuenca media de Río Grande—se organizó el 1er Foro Público-Privado por los Servicios Ambientales y los Recursos Hídricos del ANMI Río Grande – Valles Cruceños, el 17 de octubre de 2009, en Vallegrande, para discutir con representantes del sector productivo privado de Santa Cruz, cómo mantener el bosque prístino que aún permanece en la cuenca media, puesto que de aumentar la deforestación en la zona, se teme que la carga de sedimentos se incremente aún más en la parte baja de Río Grande, afectando grandes áreas productivas. Alcaldes, concejales, autoridades de la prefectura y empresarios privados participaron con entusiasmo de este primer foro que se realizó con el objetivo de acercar al sector productivo de la cuenca baja del Río Grande con los siete municipios que forman parte del ANMI. Este acercamiento permitió redactar un ‘acta de voluntades’ que da inicio a la gestión de un “Fondo de compensación de carácter regional”, que recolectará aportes y recursos del sector productivo, que es afectado por las inundaciones periódicas del Río Grande, y otras instituciones (como ser las organizaciones no gubernamentales). Dichos recursos podrían ser utilizados para realizar acciones de conservación que se desarrollarán en la cuenca media del Río Grande, evitando la producción de sedimentos, como medida de mitigación al desborde del río en la parte baja. Dorys Méndez, Directora Departamental de Áreas Protegidas, explicó qué es el ANMI RG-VC y la importancia de dicha área para proteger la agricultura cruceña que se desarrolla en la parte baja de la cuenca. A su turno el Ing. Nelson Ojeda, representante de Asociación Nacional de Productores de Oleaginosas-ANAPO, mostró el interés del sector soyero de participar en un fondo de carácter regional y apoyar la conservación en la zona; indicó que alrededor de 500.000 ha o la mitad de la producción de soya es afectada cada año, por las inundaciones y el incremento de sedimentos en el río. Más adelante el Honorable Alcalde de Comarapa, Ing. Noel Rojas, explicó cómo en su municipio se ha desarrollado un fondo de conservación de la cuenca del Río Comarapa. La Alcaldesa de Moro Moro, la Sra Tania Gutiérrez, indicó que ésta era la oportunidad para consolidar acciones de conservación en su municipio, en el tema de los recursos hídricos. Finalmente Huáscar Azurduy, Director de Natura, presentó la propuesta para la creación de un fondo público – privado que permita desarrollar actividades efectivas de conservación en el ANMI RG-VC. El evento concluyó con dos danzas típicas, una de Vallegrande y la otra de Cabezas, mostrando que el ANMI RG - VC, no solo es rico en biodiversidad y servicios ambientales, sino también en cultura, lo que nos demuestra que existen culturas y pueblos unidos por una cuenca. Grupo de invitados al foro 4 Naturalia Primavera 2009
  • El fértil valle de Los Negros produce vegetales a ramales… pero algo está cambiando Don Andrés Rojas, Presidente de la Asociación de Regantes, nos cuenta la historia Roxana Valdéz Z. El centro poblado de Los Negros está ubicado en la provincia Florida, municipio de Pampagrande, en el límite sur del Parque Nacional Amboró, uno de los parques más biodiversos del mundo. Los Negros se caracteriza por su clima templado y sobre todo por sus valles fértiles, al llegar se puede leer un letrero de bienvenida a “el paraíso de los vegetales”, lo que se puede verificar por sus interminables sembradíos, con sus variadas tonalidades de verde que pintan al pie de las montañas del fondo, un hermoso paisaje. Andrés Rojas Andrés Rojas, Productor de Los Negros Productor de Los Negros Con orgullo Don Andrés Rojas, nos cuenta con sus palabras que Los Negros abastece con su producción de vegetales a “toditos los mercados”. En épocas de bonanza, se tienen dos cosechas por año. No obstante, la producción empezó a disminuir por la falta de agua, en especial en la época de sequía. En muchos casos, se estaba restringiendo a una sola cosecha, afectando de inmediato el bienestar de las familias que viven en este valle. Un año el río llegó a secarse completamente y la crisis llevó a los pobladores a buscar soluciones. Con la Fundación Natura Bolivia crearon un mecanismo de compensación por servicios ambientales para proteger las nacientes de las vertientes que desembocan en el río, compensando a los propietarios de las tierras por conservar sus bosques con una caja de abejas y capacitación. Don Andrés está convencido de que la única forma de continuar favoreciéndose del río es cuidando los bosques. En una entrevista con Natura, expresó: “Este proyecto nos ha acercado a nosotros que vivimos en la parte baja de la cuenca con los que viven en la parte alta, nos ayudó a entender que la unión hace la fuerza… La idea es que cuando todos los interesados aportan y trabajan duro para conseguir lo que les hace falta, se alcanzan los resultados y nosotros que conocemos la importancia de conservar los bosques que nos proveen de agua para vivir, tenemos que continuar trabajando y concientizar a los demás para que este mismo trabajo se haga en todas partes. “Yo soy un pequeño agricultor, pero sé que entre todos los pequeños agricultores formamos un gigante… Entonces, pediría a las autoridades, nacionales, departamentales, provinciales y las locales que verdaderamente se dediquen a cuidar las cuencas, los bosques y no solamente los bosques de Santa Rosa, se debería cuidar todos los bosques que quedan en el país porque es la única forma de asegurarnos que va a haber agua para nuestro consumo y para la producción. Si no contamos con esa agua no vamos a poder cultivar nada y la tierra se va a convertir en un desierto inútil… “El apoyo es importante, hace falta más apoyo de la alcaldía, la subprefectura, la prefectura… Sabemos que esto que estamos haciendo aquí es una mínima parte, ¿pero ya es un comienzo no? Tal vez dándoles una muestra a las autoridades de que nosotros queremos hacer las cosas, ellos se den cuenta de la importancia y nos ayuden con esta labor, porque con esto no solamente somos nosotros los beneficiados. Con el agua se benefician todos, desde la cabecera del bosque hasta el último rincón donde llega el río y cada familia que consume los productos que salen de esta tierra.” Primavera 2009 Naturalia 5
  • Stephanie Secomb Los esquemas de compensación por servicios ambientales se expanden en Bolivia y esta herramienta toma valor, como un medio para proteger los recursos naturales, en particular nuestros bosques. Para abordar el tema 49 personas participaron en el “Encuentro de la Red de Aprendizaje sobre Compensación por Servicios Ambientales (RACSA)” para conocer los avances en cuanto a iniciativas y conceptos de compensación por servicios ambientales (CSA) en nuestro país. Dicha reunión se realizó el 10 de noviembre del presente año en La Paz, donde se presentaron los progresos de las iniciativas del municipio de Comarapa y del Instituto de Capacitación del Oriente, además de proyectos e ideas muy poco conocidas por la mayoría de los participantes como las desarrolladas en el municipio de Alcalá, el Parque Nacional Tunari, la estrategia Socioagua del Servicio Nacional de Áreas Protegidas (SERNAP) y las lecciones de la publicación Las Conversaciones de Bellagio. El impulso del desarrollo de políticas públicas relacionados al tema fue facilitado por la presencia de los secretarios de recursos naturales de las prefecturas del Beni y Oruro, representantes de las prefecturas de La Paz y Santa Cruz, los alcaldes o presidentes del concejo de Moromoro, Comarapa y Alcalá, además de representantes del SERNAP y del Ministerio de Planificación del Desarrollo. Las recomendaciones para avanzar incluyen la conformación de un grupo de trabajo para definir una agenda a corto y mediano plazo para la RACSA; hacer un mayor esfuerzo para involucrar a las instancias del gobierno nacional y a las administraciones de los parques nacionales/SERNAP en el tema de CSA; y aprovechar el contexto nacional para incidir en el desarrollo de políticas y leyes que influyen en la gestión de los servicios ambientales. Para recibir una copia de la memoria del evento favor comuníquese con Natura. Primer Congreso de Redes de Servicios Ambientales en Ibero América Stephanie Secomb Entre el 11 y 13 de noviembre se llevó a cabo el Primer Congreso de Redes de Servicios Ambientales en Ibero América, también en La Paz, con el objetivo de iniciar un proceso de articulación conjunta entre redes de profesionales interesados en la aplicación del concepto de “servicios ambientales” en los países iberoamericanos. Los 50 participantes formularon el siguiente mensaje: La degradación del medio ambiente que sustenta la vida humana a través de servicios ambientales cruciales, como la regulación de ciclos hidrológicos, los beneficios de la diversidad biológica y la capacidad de regulación climática de los bosques, representa una amenaza a la calidad de vida en muchas áreas rurales y urbanas de los países Iberoamericanos y a nivel global. Sin embargo, en la región se han originado iniciativas innovadoras de conservación ambiental basadas en incentivos, principalmente a la protección de sus cuencas hidrográficas. Entre los profesionales de 13 países reunidos en este congreso, hay consenso de que la conservación de los servicios ambientales requiere la incorporación de mecanismos financieros que complementen los programas de política ambiental, en todos los niveles administrativos. Como aporte a la discusión sobre el tema se identificaron tres desafíos principales: 1. La adecuación y adaptación de los marcos legales existentes, para permitir soluciones flexibles y adaptadas a las diversas acciones para la conservación de los servicios ambientales y condiciones locales. 2. El fortalecimiento de las instituciones responsables de formular e implementar políticas ambientales, favoreciendo la articulación entre estas y la sociedad civil, viabilizando la transparencia y la participación. Adicionalmente, involucrar a otros sectores gubernamentales responsables de la formulación de políticas de desarrollo en armonía con las políticas ambientales. 3. Procurar que los incentivos de conservación generen procesos de desarrollo local sostenible y equitativo. Se llegó a la conclusión que las redes de servicios ambientales existentes se pueden complementar, para actividades conjuntas de transferencia y gestión de conocimiento a nivel regional, y apoyar a los tomadores de decisión a enfrentar estos desafíos. Este Congreso representa el primer paso hacia la realización de una estrategia de colaboración entre las redes. 6 Naturalia Primavera 2009
  • Las Conversaciones de Bellagio Nigel Asquith y Sven Wunder (eds) La publicación Pagos por Servicios Hídricos: las Conservaciones de Bellagio (Asquith y Wunder, 2008) busca compartir lecciones aprendidas por implementadores de iniciativas de pagos por servicios hídricos (PSH) a nivel global.Esta es la séptima excerpta reducida difundida en los boletines trimestrales de Natura. ¿Cómo se pueden diseñar esquemas de pagos por servicios hídricos (PSH) de tal manera que se equilibre la eficiencia con la equidad? Diseñar contratos claros y efectivos que eviten la explotación del vendedor por parte del comprador (y viceversa) es crucial para que los programas de PSH sean sostenibles a largo plazo. Los compradores de servicios hidrológicos pueden desear contratos de PSH a perpetuidad, cuando la compra de tierra no es una alternativa práctica. Como tal, la percepción de equidad de los esquemas, será una determinante importante de si el acuerdo se mantiene o no, y los compradores pueden querer hacer un esfuerzo para asegurar que los contratos sean tanto justos como eficientes. Q1. ¿Por qué es importante tener un contrato escrito? Un contrato es un acuerdo entre el comprador y el vendedor (las partes del acuerdo) sobre los términos de una transacción. Los contratos clarifican los roles y las responsabilidades de las partes. Las ventajas de tener un contrato escrito son las siguientes: * Los compradores y vendedores tienen un registro claro y físico de los términos del trato. * Los intermediarios tienen evidencia física de la transacción para ofrecer a los compradores. * Las terceras partes y evaluadores son informados de los elementos claves del acuerdo. * Potencialmente, el acuerdo podría ser inscrito oficialmente en el registro oficial de la propiedad. Q2. ¿Bajo qué condiciones debe un comprador entrar en un contrato con un vendedor potencial? El vendedor debería como mínimo ser el propietario o usuario reconocido de la tierra, es decir, tener el derecho de hecho a manejar y controlar actividades en las tierras contratadas—notablemente debe también tener el derecho a excluir el acceso a terceros. Hay que tomar en cuenta que el derecho a vender no se requiere para la provisión de servicios ambientales. Q3. ¿Cuáles son los aspectos críticos de un contrato que el comprador debe comunicar al vendedor? Es deber del comprador o del intermediario asegurarse que el vendedor entienda: * El carácter consensuado del contrato. * La naturaleza de un contrato (los pagos son contingentes). * El cronograma (la duración y las opciones de terminación/renovación). Q4. ¿Qué es el producto en un contrato de PSH? No existen derechos de propiedad para servicios hidrológicos específicos producidos por el manejo del suelo. Por tanto, los contratos típicamente piden que el vendedor emprenda un uso de tierra o actividad de manejo específico. Primavera 2009 Naturalia 7
  • Como la verificación de las interrelaciones de tierra y agua es difícil, costosa, y no está bajo el completo control del proveedor, los contratos suelen especificar ciertas prácticas deseables de manejo de suelos (p.ej. mantenimiento de cobertura boscosa) como el producto condicional. Q5. ¿Qué estudios se necesitan para determinar los pagos? Hasta la fecha, la mayoría de esquemas se han enfocado en identificar los costos de oportunidad de los beneficios netos que deje de percibir el propietario dado su uso de suelo anterior o planeado, lo que representa una base para los pagos. La mayoría de los programas han dependido en estimativos de los costos de oportunidad para determinar pagos—porque estos son más fáciles de calcular, y porque los compradores suelen ser más poderosos, presionando hacia los límites más bajos. Un techo superior sería el valor completo de los servicios hidrológicos proporcionados. Sin embargo, principalmente debido a las incertidumbres biofísicas asociadas, a menudo es difícil o imposible asignar un valor monetario confiable a los servicios hídricos bajo consideración. Por lo tanto, la idea que a veces se tiene, de que sólo se puede hacer PSH después de haber hecho un estudio exhaustivo de valoración económica también es engañosa: los pagos de PSH son el resultado de negociaciones y los valores del servicio—aunque sean bien definidos o no—son solo uno de los parámetros que expresan estas negociaciones. Q6. ¿Cómo se debe fijar el precio para los contratos? En el caso del PSH financiado por gobiernos, a menudo se fijan los precios a través de procesos políticos. En tales esquemas de PSH, las preocupaciones políticas o legales-administrativas sobre la discriminación de precios entre diferentes regiones o grupos beneficiarios típicamente han conllevado a la selección de precios estándares y relativamente fijos, o a lo más, un sistema limitado de fijación de precios. Para esquemas financiados por usuarios, las negociaciones entre compradores y vendedores normalmente se dan por adelantado. En estos casos, la eficiencia usualmente es más crítica, y los compradores han estado más atentos a diferenciar precios y buscar objetos de pago en el área, basados en el potencial variable de servicios que tienen las tierras. En términos de los pagos, los esquemas de PSH han utilizado pagos en efectivo, bienes y servicios como compensación, siendo en la mayoría de los casos, un énfasis en efectivo. La forma del pago debe ser adaptada a las necesidades locales. Q7. ¿Se pueden utilizar subastas para fijar el precio de PSH? Los únicos ejemplos de iniciativas de PSH financiadas por gobiernos con grandes diferencias de precio son los sistemas basados en subastas inversas, diseñados para revelar el verdadero costo de oportunidad de los propietarios. Solo han sido aplicados en forma limitada en países desarrollados, pero allí han sido bastante exitosos. En países en desarrollo, este tipo de esquema todavía no se ha probado. Cuando grupos de bajos ingresos que viven en la cuenca alta sean los proveedores de servicios, ha habido preocupaciones morales sobre la posibilidad que el mecanismo de subasta tienda a presionarlos a fijar un precio cercano a su costo de oportunidad. Sin embargo, vale la pena realizar experimentos empíricos con subastas inversas en países en desarrollo. Q8. ¿Cuánto tiempo deben durar los contratos? Existe poca o ninguna experiencia sobre cuál es la duración óptima para un contrato de PSH, pero algunas consideraciones incluyen: * Donde sea posible, los contratos deben durar lo suficiente para que la madurez del contrato coincida con la provisión del servicio. * Los precios de insumos y productos agrícolas cambian en el tiempo, por tanto los contratos de largo plazo con precios fijos corren el riesgo de quedar obsoletos. * Negociar contratos es costoso, lo que sugiere que los contratos de corto plazo son menos deseables. En la práctica, la duración promedia de contratos de PSH ha sido de alrededor de cinco años. Sin embargo, para la primera generación de contratos financiados por usuarios la duración de contratos a menudo puede ser de solo un año. 8 Naturalia Primavera 2009
  • Q9. ¿Cómo se debe monitorear el rendimiento? Debido a temas de escala y las dificultades en medir e interpretar los cambios percibidos en servicios hídricos, la mayoría de los ejemplos de PSH hasta la fecha han basado el contrato en cambios (reales o esperados) en el uso del suelo. Algunos aspectos que han surgido incluyen: * Evaluar la naturaleza de los cambios requeridos. * Asegurar que los cambios tengan lugar dentro de la ubicación definida. Los medios de verificación (herramientas), la frecuencia (cuán a menudo) y el marco de muestreo (cuántos de los contratados) deben ser acordados entre los actores y claramente definidos. Q10. ¿Cómo se debe distribuir el riesgo entre las partes? Los contratos siempre deben determinar explícitamente la distribución del riesgo, sea de una catástrofe natural o de las acciones de un tercero, que pueden conllevar a la no entrega del servicio esperado por parte del terreno bajo PSH, debido a incendios, inundaciones, enfermedades, etc. Por ejemplo, en el programa de Costa Rica, algunos riesgos son asumidos por el propietario, de forma que se puede terminar el contrato o excluir ciertas áreas. Esto puede implicar dificultades para los propietarios, pero puede ser necesario para mantener los incentivos de PSH. Una solución puede ser una póliza de seguro que tanto el propietario como el comprador del servicio podrían comprar, juntando así su riesgo con el de otros, en el programa. En contratos que piden la provisión de un tipo específico de manejo de tierras, el comprador asume todo el riesgo de factores externos no controlados (p.ej. clima) que perjudiquen la provisión del servicio. Una alternativa menos común es especificar los indicadores directos de rendimiento en términos de servicios aguas abajo. Esta última posibilidad comparte el riesgo de otra manera, a través de la vinculación de pagos a resultados. Con los pagos vinculados a resultados, los compradores de servicios pagan exactamente por lo que reciben, y los proveedores pueden innovar, quizás proporcionando el servicio a un costo más bajo. Pero tales pagos basados en rendimiento son más riesgosos para los proveedores, dado que los resultados dependen de otros factores adicionales a sus esfuerzos. Q11. ¿Cuándo es injusto un contrato de PSH? La justicia se define en los ojos del que mira, por tanto es importante utilizar criterios explícitos que especifiquen cuáles procesos y resultados serán considerados injustos, en vez de aquellos que solamente representan posiciones estratégicas de la negociación. Si un propietario es pagado más que otro por un servicio, el resultado puede ser percibido como injusto por el último, aún si tal arreglo sea eficiente, pues el primer propietario proporciona más del servicio. Si las asimetrías de información o poder conllevan a la aceptación de contratos por vendedores que empeoran su situación (p.ej. pagos que sean menos de los costos de oportunidad del vendedor), entonces el contrato sería injusto. Si tales asimetrías conllevan al comprador a pagar por encima del valor del servicio hidrológico esperado, el contrato sería injusto también. En ambos casos, los contratos también serán ineficientes desde el punto de vista de la sociedad, y es improbable que duren. La percepción de justicia es un determinante de la sostenibilidad del acuerdo. Primavera 2009 Naturalia 9
  • Conociendo a la Familia Natura Maria Teresa Vargas Directora Ejecutiva Maria Teresa Vargas tiene más de 15 años de trabajo comprometido con el manejo de los recursos naturales y desde el 2005 está a cargo de la Dirección Ejecutiva de la Fundación Natura Bolivia. Ya desde el año 2003, lideró un proyecto pionero en la cuenca del Río Los Negros, Bolivia, que compensa a agricultores pobres por conservar el bosque nublado como fuente productora de agua para riego y uso doméstico. Gracias a experiencias exitosas como la desarrollada en Los Negros, bajo su dirección, las iniciativas de Natura han podido ser replicadas en otros municipios de los valles cruceños y con expectativas de extenderse aún más. Josefina Marin Economista ambiental Josefina Marin es economista titulada en la Universidad Autónoma Gabriel René Moreno, cuenta con una Maestría en Administración de Empresas de la misma universidad y un Diplomado en Desarrollo Empresarial Rural de la Universidad Privada de Bolivia. Actualmente, es Economista Ambiental en Fundación Natura y apoya a los departamentos de Amboró y Río Grande en gestiones para crear fondos locales y desarrollar investigaciones. Anteriormente, trabajó como consultora en organizaciones como: ASOPEC, Fundación Amigos de la Naturaleza, Conservación Internacional, CEPAC, PROMARENA y el Proyecto de Alianzas Rurales (P.A.R.) del Banco Mundial. Diseño y edición: Roxana Valdéz Zamorano Contacto Dir.: Calle Moldes No. 620 Tel./fax: +591 3 3395133 Email: naturabolivia@naturabolivia.org Web: www.naturabolivia.org Santa Cruz, Bolivia Felices Fiestas! Natura agradece el apoyo y la confianza de nuestros auspiciadores, por hacer posible la implementación de nuestras iniciativas: 10 Naturalia Primavera 2009