La union (Cartagena) Murcia (España)

2,871 views

Published on

La Union, Sierra Minera, Portman, y visita a la mina "Agrupa Vicenta"

Published in: Sports
1 Comment
1 Like
Statistics
Notes
No Downloads
Views
Total views
2,871
On SlideShare
0
From Embeds
0
Number of Embeds
700
Actions
Shares
0
Downloads
20
Comments
1
Likes
1
Embeds 0
No embeds

No notes for slide

La union (Cartagena) Murcia (España)

  1. 1. Álbum de fotografías por apala A la memoria de mi abuelo Angel R.R. y al pueblo de la Unión que le vio nacer.
  2. 2. El escudo de La Unión está dividido en dos partes. En la izquierda aparece una lámpara minera en color amarillo oro, cruzada por un marro y un pico, símbolos de la minería.En la derecha aparece una sierra, horadada por una galería y cinco abejas (símbolo del trabajo incansable).El escudo va rematado con una corona en oro con piedrería de colores y fieltro rojo. La historia del territorio de La Unión está indisolublemente ligada a la historia del desarrollo de la minería de la Sierra litoral de Cartagena-La Unión. La fusión de las dos localidades pedaneas (Garbanzal y Herrerías) condujeron al cambio de nombre del joven municipio, que pasaría a llamarse "La Unión" a partir de 1868. En 1894, la villa recibiría el título de ciudad. Una considerable inmigración de almerienses, jienenses y granadinos, venidos a trabajar en las minas de la localidad, contribuyó al especial carácter etno-cultural de la ciudad, ciertamente afín al de la Andalucía oriental. Tras la primera gran guerra europea disminuye considerablemente la demanda de mineral de plomo (hasta entonces utilizado en la fabricación de proyectiles, entre otros usos), causando esto una severa decadencia con el correspondiente éxodo (al parecer, la ciudad había llegado al alcanzar la cima de los 90.000 habitantes de facto hacia finales del XIX). El dialecto local es afin a las modalidades del andaluz oriental. La emigración de mineros andaluces del entresiglo XIX-XX acentuaría aún más el carácter andaluz de la zona. A partir de su institución en 1960, ha alcanzado gran celebridad el Festival del Cante de las Minas,, donde cada año cobran nueva vida los cantes de la región (taranta, minera, cartagenera, murciana, etc.) junto a los demás subgéneros o "palos" del flamenco jondo.
  3. 5. El cante de las minas Con la apertura de yacimientos mineros en el siglo XIX en la sierra de Cartagena-La Unión, miles de obreros andaluces, especialmente de las provincias de Granada y Almería, emigraron a Cartagena y La Unión para trabajar en las minas. Con ellos llegó también a la zona el cante flamenco. De la malagueña, la granaína y el taranto de Almería, palos herederos del fandango, traídos por los obreros andaluces y su contacto con los fandangos locales, surgieron los denominados cante de Levante.
  4. 6. El Festival Internacional del Cante de las Minas , que se celebra cada año en La Unión. Durante el mes de agosto, nació y sigue siendo hoy día la memoria flamenca de su legendaria minería. Aquellos cantes, que sufridamente alzaban los antepasados mineros durante su largo día de trabajo dentro de la mina, se conmemoran ahora, para no perder su valiosa tradición, durante la celebración de este certamen.
  5. 12. La Unión era conocida hace un siglo como la Nueva California, por sus vetas de hierro, plomo y cinc.
  6. 13. Bodega Lloret . Bodega con sabor antiguo en La Unión desde 1950. Ese sabor a minas y a mineros, a cante jondo, a michirones, a “chatos” de vino, a reparos, a láguenas, vermout… Por esta bodega han desfilado personalidades del flamenco como Camarón, Fosforito, Miguel Poveda, Meneses, Canalejas de Puerto Real, Pepe Lucas etc. etc. y, como no, nuestros queridos Pencho Cros, Eleuterio Andréu, Encarnación Fernández, Niño Alfonso, Morenito de Levante, El Gaditano, El Bongui, Piñana (abuelo, hijo y nietos). .
  7. 16. Visita a la Mina “Agrupa Vicenta”. Se trata de una de las minas visitables más grandes de Europa, con más de 2.300 metros cuadrados abiertos al público a 80 metros de profundidad. Gigantescas galerías, extraordinarias bóvedas, enormes pilares y hasta un lago subterráneo de aguas rojizas conforman un espacio único y diferente, un lugar abierto a los sentidos. Además, gracias a una espectacular musealización (que incluye efectos especiales, sistemas audiovisuales y maniquíes teatralizados), el visitante realizará un viaje en el tiempo y se trasladará a otra época en la que verá como vivían y trabajaban los antiguos mineros.
  8. 23. “ Llave minera", una sólida estructura de madera que sostiene el techo e impide derrumbes.
  9. 43. Polvorines Lugar donde la pòlvora era almacenada. Parte de sus instalaciones viene siendo utilizada como una pequeña capilla.
  10. 46. Hace más de 2000 años, cartagineses y romanos explotaron las fabulosas minas de plata de La Unión, en las que llegaron a trabajar más de 40.000 hombres. Diecinueve siglos después, la minería recobró su esplendor con los nuevos yacimientos de hierro, plomo y cinc, surgiendo entonces la leyenda de esta ciudad alucinante, La Unión, a la que se llamó la “Nueva California”.
  11. 48. El castillete , en minería, es la estructura situada sobre un pozo vertical, cuyo función es soportar las poleas a suficiente altura sobre el brocal (boca) Por las poleas, situadas en la parte superior del castillete, pasan los cables que sostienen en el interior del pozo las jaulas que circulan por el interior del pozo.
  12. 65. La destrucción de la bahía y el puerto de Portmán, al sur del municipio de La Unión, ha sido uno de los mayores atentados ecológicos del Mediterráneo. Desde los inicios de su explotación, en 1957, de las piritas de la Sierra Minera, la compañía Peñarroya-España produjo enormes cantidades de escombros minerales, resultado de los métodos de extracción a cielo abierto que utilizó como forma de abaratar costes. Se han calculado en unos 315 millones de toneladas de estériles minerales entre 1957 y 1987, fecha de cierre de las explotaciones. En los primeros momentos, esos escombros eran depositados al pie de las canteras, formando grandes terreras, pantanos, etc, que han destruido el paisaje original de la Sierra. Sin embargo, el problema mayor provino de los residuos procedentes del lavado de los materiales para la obtención del mineral. Por su fluidez y volumen, era muy caro depositarlos en balsas o pantanos. Ante esto, y ya antes de iniciar la explotación, la empresa francesa Peñarroya, se planteó la opción de reducir costes arrojando los estériles de sus lavaderos directamente al mar Mediterráneo. Desde 1950 solicitó a las autoridades de costas el permiso para esos vertidos, lo que le fue denegado en dos ocasiones, en 1954 y 1957. Las autoridades tuvieron en cuenta la toxicidad de los vertidos y la turbidez que se provocaría en el agua, con la consiguiente pérdida de recursos pesqueros. Sin embargo, en enero de 1958 las autoridades cambiaron de opinión, tras reuniones con los representantes de la empresa. Se permitirían los vertidos con ciertas condiciones: que los vertidos se harían por tubería submarina, al menos a 400 metros de la costa; que sería una solución temporal (5 años), que se indemnizaría a los pescadores; que no se aumentaría el número de lavaderos ni su capacidad a no ser que se construyeran balsas de almacenamiento de estériles en tierra; y que si se demostraran los daños al medioambiente los vertidos serían paralizados. Evidentemente estas medidas no fueron cumplidas. En 1961, por orden ministerial de 8 de noviembre de 1961, se redujo a 250 la distancia de los vertidos a la costa y se redujeron las limitaciones, bajo la teoría de que las corrientes los empujarían hacia mar abierto, cosa manifiestamente falsa. En 1965 comenzaron a notarse los efectos de los vertidos. La propia empresa admitió internamente que la bahía de Portmán sería colmatada en poco tiempo, y que sería necesaria una nueva estrategia para continuar deshaciéndose de los estériles en el mar. La solución que encontraron fue la de plantear la irrelevancia de Portmán como puerto. En efecto, desde 1966 la Dirección General de Puertos se planteó el cierre, o al menos la reducción de los vertidos, ante la progresiva inutilización del puerto de Portmán, considerado puerto de refugio, y se exige el dragado del puerto a la empresa responsable. En 1967 se repiten las quejas desde la Jefatura de Minas de Murcia. Ante esto, Peñarroya hace tímidos intentos de dragado de la bahía.
  13. 66. Fue fundada por los romanos en el siglo I, con el nombre de Portus Magnus (Puerto Grande), origen de su etimología actual. .
  14. 68. Lavadero Roberto . Como su propio nombre indica tenía la misión de lavar el mineral, para eliminar las impurezas. Se trata de un gran complejo situado a las afueras del casco urbano, que fue puesto en funcionamiento en el año 1957 y  llegó a ser en su modalidad el más grande de Europa; en el transcurso del tiempo tuvo numerosas modificaciones, constituyendo una de las más importantes la de emplear el agua del mar en todo el proceso de tratamiento del mineral,  para lo que se instaló una estación de bombeo en la misma playa. En 1966 se amplía la capacidad del lavadero, y por tanto, en el plano negativo los vertidos al mar, que no cesarían hasta 1990, habiéndose producido, para entonces, uno de los mayores desastres ecológicos de la costa mediterránea .
  15. 87. http://apala.wordpress.com/ Musica: Miguel de Tena Antonio Muñoz Fdez.

×