América Latina:                            Extractivismo,                   fronteras ecológicas y               geopolíti...
mundial más rica acaparaba entonces el 40%         portaciones de recursos naturales de América    de la energía y el 27% ...
vantes para el complejo militar industrial.         conoce que durante 2011, de los 52 minerales                          ...
der y conflictos existentes en torno a los bie-     mo y la geopolítica del despojo, es palpable    nes comunes que figura...
Consenso de los commodities                 y megaminería                                                                 ...
el 25% de la inversión mundial en exploración      Conflictividad y lenguajes de    minera1.                              ...
clica del conflicto, con sus corsi e ricorsi, frente     a la emergencia de una nueva ecología políticaal arribo de una nu...
de Veracruz, crece el rechazo contra la insta-           decisiones (consultas públicas, audiencias, ple-    lación del pr...
La centralidad del agua                        en la disputa global                  por recursos estratégicos            ...
simo para la vida, en el marco de la soberanía      (como en las regiones áridas e hiperáridas) el     del pueblo”, establ...
Se trata de un proceso violento de expropia-       en la región desértica del Sahara; la India;ción y privatización del re...
En Estados Unidos la situación se agrava por la    Este acuífero transfronterizo ocupa una super-     existencia de grande...
cipales fuentes renovables de agua dulce del      propio continente asiático tiene un consumoplaneta, de un enorme potenci...
¿Transformaciones y/o transiciones?     Post-extractivismo     y pluriverso                                               ...
postcapitalista, postliberal y postestatista.       Hablar de “post”, finalmente, debe entender-Tal cosa requeriría una ra...
ción sobre la necesidad de reconstruir las                entorno natural debido a su dependencia de la     subjetividades...
calidad de vida (Gudynas 2011). El resultado            epistémico y ontológico; donde esta moderni-sería una alternativa ...
Implicaciones socio-     ambientales de la minería     en Centroamérica                                                   ...
Metálica en Centroamérica”, identificó que          de la ciudad de Asunción Mita, proyecto aún enlos ingresos tributarios...
nitarios, miembros del Comité Ambiental de        cuales casi doblan el área total del territorio     Cabañas, quienes en ...
por los daños ambientales ocasionados, a la        Proyecto en estado de abandono, sin accionescual no se lo dio seguimien...
Extractivismo contradicciones y conflictividad
Extractivismo contradicciones y conflictividad
Extractivismo contradicciones y conflictividad
Extractivismo contradicciones y conflictividad
Extractivismo contradicciones y conflictividad
Extractivismo contradicciones y conflictividad
Extractivismo contradicciones y conflictividad
Extractivismo contradicciones y conflictividad
Extractivismo contradicciones y conflictividad
Extractivismo contradicciones y conflictividad
Extractivismo contradicciones y conflictividad
Extractivismo contradicciones y conflictividad
Extractivismo contradicciones y conflictividad
Extractivismo contradicciones y conflictividad
Extractivismo contradicciones y conflictividad
Upcoming SlideShare
Loading in...5
×

Extractivismo contradicciones y conflictividad

579

Published on

0 Comments
1 Like
Statistics
Notes
  • Be the first to comment

No Downloads
Views
Total Views
579
On Slideshare
0
From Embeds
0
Number of Embeds
0
Actions
Shares
0
Downloads
23
Comments
0
Likes
1
Embeds 0
No embeds

No notes for slide

Extractivismo contradicciones y conflictividad

  1. 1. América Latina: Extractivismo, fronteras ecológicas y geopolítica de los recursos Gian Carlo Delgado RamosLa sociedad moderna se torna cada vez más no se diga de telecomunicaciones, entre otros).compleja al tomar recursos de la naturaleza de La responsabilidad es pues diferenciada, entremodo creciente y desechar a la misma una gran naciones como entre sus propios habitantes.cantidad de residuos. El proceso está alteran-do los ecosistemas y el propio funcionamiento El fenómeno es en gran medida resultado delde los ciclos biogeoquímicos, pero a diferencia metabolismo social capitalista en tanto que lade civilizaciones pasadas, el sistema actual de naturaleza es funcionalizada o supeditada a lasproducción depreda los recursos y produce en- dinámicas de acumulación de capital más allátropía (energía y materia disipada) a una velo- de cualquier otra consideración de tipo social,cidad nunca antes registrada en la historia del ambiental o cultural, de ahí que no en pocasser humano. ocasiones promueva esquemas que desde la perspectiva de la vida son irracionales, despil-Los efectos de tal dinámica son múltiples, des- farradores y destructivos. Y es que el desarrollode el inequívoco cambio climático y la destruc- en el actual sistema de producción es prácti-ción de la capa de ozono, a la trasgresión de camente entendido como crecimiento econó-los límites del ciclo del nitrógeno y del fósforo, mico, mismo que requiere de una constante yla acidificación de los océanos, la ruptura del creciente transformación de la naturaleza y deciclo del agua con miles de represas, el intenso la explotación del trabajo, esto es, de cicloscambio de uso del suelo, la pérdida de biodi- ampliados de producción-circulación-consumo.versidad, entre otros. En tal sentido, a la par de una mayor acumu-Los cambios que nos colocan en la actual co- lación de capital, atestiguamos un aceleradoyuntura son producto de relaciones sociales, aumento del metabolismo social. Los datosproductivas y de poder específicas. Se puede sugieren que entre 1900 y el 2000, cuando laargumentar que en general hay una mayor res- población creció cuatro veces, el consumo deponsabilidad histórica de parte de los países materiales y energía aumentó en promediometropolitanos puesto que en la periferia, en hasta diez veces; el incremento del consumopromedio, poco menos de la mitad de la pobla- de biomasa en 3.5 veces, el de energía en 12ción, no tiene hoy día acceso ni siquiera a las veces, el de metales en 19 veces y el de ma- 1más básicas innovaciones producto de la mo- teriales de construcción, sobre todo cemento,dernidad (e.g. energía suficiente, agua de ca- unas 34 veces (Krausmann et al, 2009).lidad, servicios de saneamiento o médicos, ya Para el 2010 las estimaciones rondaban las 60 mil toneladas de materiales al año y unos Gian Carlo Delgado Ramos es investigador del 500 mil petajoules de energía primaria (Weisz Centro de Investigaciones Interdisciplinarias en y Steinberger, 2010). El 10% de la población Ciencias y Humanidades de la UNAM.marzo 2012
  2. 2. mundial más rica acaparaba entonces el 40% portaciones de recursos naturales de América de la energía y el 27% de los materiales (Ibid). Latina son cada vez más baratas, tanto socio- Mientras el grueso de tal población se ha con- ambiental como económicamente (muestran centrado en las últimas décadas en EUA, Eu- una tendencia histórica de su valor a la baja)1; ropa Occidental y Japón, en contraparte, las ello al tiempo que las exportaciones de los paí- regiones que principalmente han abastecido ses metropolitanos o ricos, contienen un alto el mercado mundial de recursos naturales valor agregado pues el negocio de transforma- han sido América Latina, África, Medio Orien- ción de mayor valor de los recursos naturales te, Canadá y Australia. China, Corea del Sur, suele darse en esos países, desde la petroquí- Malasia e India se colocan como importadores mica y la metalmecánica, a las tecnologías de netos de recursos en los últimos años. vanguardia como las telecomunicaciones, la electrónica, la robótica, etcétera. Lo anterior advierte un futuro próximo socio- ambientalmente inquietante pues las proyec- El agravamiento del extractivismo es obser- ciones para las próximas décadas precisan un vable, particularmente en zonas donde se en- consumo creciente y marcadamente desigual. cuentran los yacimientos más accesibles y las De seguir sin cambio alguno, el aumento en la regulaciones más laxas y favorables a la inver- extracción de recursos naturales podría tripli- sión extranjera, tal y como sucede en muchos carse para el 2050, mientras que si se opta por países de América Latina. un escenario moderado, el aumento sería en el orden del 40% para ese mismo año (esto es Dependencia y geopolítica unas 70 mil toneladas en total) (UNEP, 2011: 30). Mantener los patrones de consumo del Estados Unidos (EUA) ya daba cuenta de su año 2000, implicaría por el contrario, que los dependencia de minerales al término de la países metropolitanos disminuyan su consumo Segunda Guerra Mundial al tiempo que visuali- entre 3 a 5 veces, mientras que algunos “en zaba desde entonces una futura dependencia desarrollo” lo tendrían que hacer en el orden petrolera. En tanto que se consideraba que del 10% – 20% (Ibid). su proyección hegemónica estaba en juego, a partir de ese momento la vinculación entre El extractivismo visto desde la región seguridad y el acceso a los recursos se hizo presente en la agenda de seguridad y de po- La dinámica extractivista en curso no sólo res- lítica exterior estadounidense. Frente a tal ponde al rol asignado a la periferia en la di- situación EUA definió establecer una estrate- visión internacional del trabajo, sino a un au- gia nacional de almacenamiento, misma que mento mundial en la demanda de materiales y en 1979 contemplaba que, “…además de los de energía debido al crecimiento poblacional y proveedores estadounidenses, sólo proveedo- sobre todo a causa del aumento en los patrones res canadienses y mexicanos podrán ser con- de consumo de una clase media y alta mundial siderados como fiables” (NRC, 2008: 28). Para cada vez más despilfarradora. También es pro- 1991 se consideraban también a los países ducto de la actual coyuntura económica que ha de la cuenca del Caribe como fuentes fiables estimulado que buena parte de los ahorros y la (Ibid: 29). Entrado el siglo XXI, EUA clasifica2 especulación -incluyendo los fondos de pensio- su creciente dependencia de materiales en es- nes, dígase canadienses- se dirijan a las indus- tratégicos y críticos, esto es, aquellos claves trias de la energía, los metales y minerales. A para su economía, con bajo o nulo grado de lo anterior se suma la visualización del agota- sustitución y, en el caso de los críticos, rele- miento de las reservas de algunos materiales, en particular de aquellas de más fácil acceso y 1 Considerando 1876 como año base, la caída en por tanto cuya extracción es más rentable. 1913 fue del 15%. Al cierre del siglo XX, se duplicaba la pérdida de valor en tanto que era alrededor del Es un esquema en el que, sin embargo, las ex- 70% con respecto al año base. 473
  3. 3. vantes para el complejo militar industrial. conoce que durante 2011, de los 52 minerales reportados con más de un 25% de dependenciaCasi en unísono, la Comisión Europea (2010) (en términos de importaciones) 33 eran abas-daba cuenta de la agudización de su dependen- tecidos en un grado u otro por países del conti-cia haciendo fuerte énfasis en el rol de China nente americano, siendo 20 de América Latinacomo gran consumidor mundial, pero también y 25 de Canadá (USGS, 2012). De los casos decomo abastecedor de materiales clave. No so- 100% de dependencia, denota que la totali-bra señalar que el posicionamiento europeo dad del cesio y rubidio provienen de Canadá;tiene como antecedentes estudios y posiciona- el 100% del estroncio en mineral de México; elmientos nacionales de Reino Unido, Alemania, niobio en 85% de Brasil; el fluorospato en unAustria y Francia (Ibid). 59% de México; y 48% de la bauxita y bauxita de Jamaica y Brasil (Ibid).Reconociéndose como el tercer país que másdemanda minerales, después de EUA y China, Por su parte la Unión Europea ha reconocido 41Japón se posicionó también a principios de minerales clave, de los cuales 14 son críticoseste siglo, señalando la necesidad de mantener (Comisión Europea, 2010). Brasil es estratégicoun sistema de almacenamiento estratégico en en cuanto al abastecimiento europeo casi deltanto que su dependencia a las importaciones total de niobio y buena parte del tungsteno,de minerales es prácticamente total, pero con pero también contribuye con cantidades nomayor énfasis en el caso de aquellos no ferro- despreciables de aluminio y bauxita, arcilla,sos como las tierras raras (Kojima, 2002). hierro, tantalio, berilio, magnesita y grafito. Bolivia y Perú llegan a aportar el grueso delPor su parte, como es evidente, China se plan- antimonio, mientras que Argentina y Chile deltea en el escenario mundial hacer inversiones borato. Perú aporta la cuarta parte del teluriosustanciales para dotarse de reservas de mate- y hasta la tercera parte del zinc. Perú y Chileriales que no tiene o cuyas reservas nacionales en conjunto aportan la mitad del cobre que de-son limitadas ante las demandas de su pujante manda Europa. Chile más de la mitad del litio yeconomía. El interés ha sido progresivo, reba- del renio y hasta la tercera parte del molibde-sando lo regional para proyectarse en África y no. México la cuarta parte de la diatomita y elmás recientemente en AL. Los patrones cre- fluorospato y, junto con Perú, la tercera partecientes de consumo de China se dan en un con- de la plata. Además, Bolivia exporta cantidadestexto en el que ese país no sólo está expandien- pequeñas pero no despreciables de tungsteno ydo su infraestructura de manera inusitada, sino Venezuela de vanadio (Ibid).que además en el que apuesta por desarrollartecnologías de frontera que demandan minera- Geopolítica del despojo y lales específicos, de ahí que, por ejemplo, defi- resistencia socialniera dar un giro nacionalista con respecto a lagestión de sus reservas de tierras raras –las más El extractivismo, por lo general, se gesta so-importantes del mundo dado el alto grado de bre la base de una permanente acumulaciónconcentración de las mismas y por tanto por su por desposesión, es decir, de un despojo –for-comparativamente bajo costo de producción–. malmente legal o ilegal- en tres sentidos: el despojo de los bienes comunes, el del bien co- 3En tal panorama, América Latina figura como mún de buena parte de la población e inclusouna región relevante en tanto que cuenta con de pueblos enteros, y el despojo gradual delrecursos no despreciables y, en algunos casos, futuro de las generaciones venideras. Justoen gran abundancia. Ello queda por demás evi- por ello es que una lectura propia de la eco-denciado cuando se da cuenta del origen de las logía política es útil y necesaria, entendien-importaciones de los países metropolitanos. do a ésa como el estudio o diagnóstico de la complejidad de intereses, estructuras de po-El Servicio Geológico de EUA, por ejemplo, re-marzo 2012
  4. 4. der y conflictos existentes en torno a los bie- mo y la geopolítica del despojo, es palpable nes comunes que figuran como sustento del el aumento e intensidad con la que se violan funcionamiento de la economía mundial, todo los derechos humanos más elementales, pero en un contexto de factores biofísicos y límites también con la que se establecen condiciones ambientales específicos que, de transgredir- propicias para que ciertos escenarios se sal- se, agreden e incluso hipotecan el futuro de gan potencialmente de control en tanto que se los pueblos y de su entorno natural. producen situaciones de reacción social y de consecuentemente criminalización y represión Dejando tal ejercicio analítico para otra de movimientos sociales, en la mayoría de los ocasión, interesa notar que las nociones de casos en defensa legítima de sus recursos y del geopolitización o seguritización de los recur- entorno natural que los contiene y que figura sos se vinculan con los problemas o amenazas como sustento muchas veces único de vida. No visibles o potenciales en torno a su abasteci- es por tanto casual que al cierre del 2010 se miento, yendo desde cuestiones asociadas a estimara la existencia de al menos unos 155 la erosión de las reservas de fácil acceso, a conflictos activos en 168 proyectos mineros en las condiciones sociopolíticas locales, a las re- América Latina (consúltese: www.olca.cl/oc- gulaciones ambientales, el avance de frentes mal). Situaciones de despojo de tierra y agua, tecnológicos que requieren de nuevos mate- de violación al derecho de consulta y otros de- riales, el auge de probables nacionalismos e rechos humanos básicos, y hasta el asesinato incluso al incremento de eventos climáticos de líderes han sido constantes en los movimien- extremos con potencial de interrumpir el flu- tos de afectados ambientales de la región, pero jo de recursos hacia el mercado mundial. La también de la periferia en general. intensidad de la disputa en curso queda deve- lada con el anuncio de eventuales confronta- El debate sobre la securitización de los recur- ciones por los recursos en la Antártida y que sos naturales, con toda la amplitud de aspec- eventualmente serían accesibles a causa del tos que vincula, se coloca, por tanto, como cambio climático. un asunto de trascendencia que se mantendrá en la agenda latinoamericana, tanto de parte La disputa, que incluye lo económico, lo di- de las elites de poder extranjeras y sus socios plomático y la fuerza o la amenaza del uso de regionales, como de los proyectos alternativos ésta, no nada más se perfila como algo prob- de nación, pero también de los pueblos. Más lemático en la dimensión de las relaciones in- cuando se considera que la crisis económica ternacionales, dígase entre los Estados nación, retroalimenta la crisis ambiental. también lo es a nivel del control de los propios territorios y su gente por parte de la industria Desde el punto de vista de los movimientos minera y los grupos de poder local que la ava- sociales, el debate puede ser reducido por al- lan y para la cual establecen una diversidad de gunos actores a un asunto sobre el derecho condiciones ventajosas. En países de América universal a un medio ambiente sano que es vi- Latina con proyectos alternativos de nación, tal para la vida, pero de fondo, lo que está en una de las principales contradicciones es que juego no es sólo eso, sino sobre todo la defin- pese al avance en ciertos aspectos, el modelo ición de cómo los pueblos han de relacionarse4 extractivista persiste dejando igualmente a su con la naturaleza y cómo han de gestionar su paso cúmulos de pasivos socioambientales y, autonomía. en ciertos casos, escenarios de violencia como los experimentados en Bolivia o Argentina. De Con las características socioeconómicas de cualquier modo, el modelo venezolano o ecu- América Latina, los límites sociales de toler- atoriano sin duda está lejos de ser comparable ancia ante esquemas de creciente saqueo son al mexicano o colombiano. cada vez menores. Ello ha tornado la lucha ambiental en una lucha de clase, de diversas Por tanto, conforme se agudiza el extractivis- pasa a la página 8 473
  5. 5. Consenso de los commodities y megaminería Maristella SvampaEn el último decenio, América Latina realizó el naturales no renovables y a la expansión depasaje del Consenso de Washington, asentado las fronteras hacia territorios antes conside-sobre la valorización financiera y una política rados como improductivos. El extractivismogeneralizada de privatizaciones, al Consenso resultante contribuyó a agravar aún más elde los Commodities, basado en la extracción y patrón de distribución desigual de los conflic-exportación de bienes primarios a gran escala, tos sociales y ecológicos entre, por un lado,sin mayor valor agregado, hacia los países más los países del centro y las potencias emergen-poderosos. Al compás de una nueva división tes y, por otro lado, los países periféricos. Enterritorial y global del trabajo, el Consenso de consecuencia, impacto socioambiental mayorlos Commodities cerró la etapa del mero ajus- y explosión generalizada de la conflictividad,te neoliberal y abrió a otro ciclo económico aparecen como rasgos inherentes a dicho esti-en América Latina, caracterizado por las altas lo de desarrollo.tasas de crecimiento y las ventajas compara-tivas -que en líneas generales persisten, aún Por cuestiones vinculadas con las característi-en el marco de la reciente crisis económica y cas negativas del modelo, potenciado cada vezfinanciera global-, gracias al boom en el pre- más por razones de índole histórica -la memo-cio de las materias primas. ria larga del saqueo colonial-, la megaminería metalífera a cielo abierto se convirtió en laConvertido en algo más que un orden eco- actividad extractiva más cuestionada por lasnómico, el Consenso de los Commodities fue poblaciones latinoamericanas. No obstante,definiendo un espacio de geometría variable, lejos estamos de asistir a una oposición contraque habilita cierta flexibilidad –hasta donde todo tipo de minería. Las poblaciones, se tra-la globalización lo permita- en cuanto al rol te de comunidades campesino-indígenas o dedel Estado-nación, según las orientaciones asambleas de vecinos, multiétnicas y policla-político-ideológicas de los gobiernos, sobre la sistas, en pequeñas y medianas localidades,base común de un acuerdo acerca de lo que se se oponen a un modelo de minería metalífe-entiende por Desarrollo (matriz productivista, ra: el sistema de explotación minera a cielomodelo primario-exportador), así como de la o tajo abierto (open pit). Dicho sistema, hoyaceptación acrítica del rol histórico asignado generalizado frente al progresivo agotamien-a América Latina (“sociedades exportadoras to a nivel mundial de los metales en vetas dede Naturaleza”, como afirmaba el venezolano alta ley, utiliza técnicas de procesamiento porFernando Coronil). lixiviación o flotación, esto es, sustancias quí- micas contaminantes, y requiere de enormes 5Sin embargo, por encima del discurso triun- cantidades de agua y energía.falista y del retorno de una ideología desa-rrollista como gran relato, la contracara de Hay que tener en cuenta que, debido a laeste proceso de adaptación de las economías aplicación de dichas tecnologías, América La-latinoamericanas, ha sido la creciente conso- tina es una de las regiones que tiene las re-lidación de un estilo de desarrollo extractivis- servas minerales más grandes del mundo, lota, ligada a la sobre-explotación de recursos cual explica que, en 2011, haya concentradomarzo 2012
  6. 6. el 25% de la inversión mundial en exploración Conflictividad y lenguajes de minera1. valoración Ahora bien, el cuestionamiento a la megami- Si hay algo que no puede ser minimizado, ni nería no se refiere exclusivamente al uso de siquiera por el propio discurso tecnocrático tecnologías lesivas en relación al ambiente. prominero, es la fuerte conflictividad social Uno de los rasgos principales de este tipo de desencadenada de manera creciente por los minería es la gran escala de los emprendi- proyectos extractivos. Actualmente, no hay mientos, lo cual nos advierte sobre las grandes país latinoamericano con proyectos de minería inversiones de capital que exige (se trata de a gran escala que no haya suscitado conflictos actividades capital-intensivas, antes que tra- sociales entre las empresas mineras y el gobier- bajo-intensivas), el carácter de los actores in- no versus las comunidades: México, varios paí- volucrados (grandes corporaciones trasnacio- ses centroamericanos (Guatemala, El Salvador, nales, que controlan la cadena a nivel global), Honduras, Costa Rica, Panamá), Ecuador, Perú, así como de los mayores impactos y riesgos Colombia, Brasil, Argentina, Chile y, reciente- –sanitarios, ambientales, sociales, económi- mente, Uruguay. cos- que dichos emprendimientos conllevan. Asimismo, otro de las consecuencias es la con- Según el Observatorio de Conflictos Mineros de solidación de economías de enclave, visible América Latina (OCMAL) existen actualmente en los escasos encadenamientos productivos 120 conflictos activos que involucran a más de endógenos y la fuerte fragmentación social y 150 comunidades afectadas a lo largo de toda regional, lo cual termina configurando espa- la región. Sólo en el Perú, la Defensoría del cios socio-productivos dependientes del mer- Pueblo de la Nación da cuenta de que la activi- cado internacional y de la volatilidad de sus dad minera concentra el 70 % de los conflictos precios. socioambientales y éstos a su vez, representan el 50 % del total de conflictos sociales en ese Es entonces esta combinación de aspectos – país.2 Asimismo, la conflictividad contribuye máxima expresión del despojo económico y directa o indirectamente a la judicialización destrucción ambiental-, lo que convierte a la de las luchas socio-ambientales y a la violación megaminería en una suerte de figura extre- de los derechos ambientales y colectivos, en la ma, símbolo del extractivismo depredatorio. medida en que no se generan procesos de con- A esto hay que sumar el establecimiento de sultas en las comunidades involucradas, y en “áreas de sacrificio”, con lo cual los territo- no pocas ocasiones los dispositivos instituciona- rios intervenidos aparecen como “socialmente les existentes (como, por ejemplo, el convenio vaciables” y desechables, en función de la 169 de la OIT) tienden a ser bastardeados por rentabilidad y la mercantilización, lo cual pos- los propios gobiernos, interesados en la rápida teriormente repercute y tiene efectos visibles aprobación de los proyectos. sobre los mismos cuerpos. En consecuencia, la minería metalífera a gran escala es muy cues- Incluso en aquellos casos donde la megaminería tionada, no por falta de cultura productiva fue rechazada y la actividad no logró instalarse, o simple demonización de la actividad, sino tal como sucedió en Intag (Cotacachi, Ecuador),6 porque las poblaciones comprenden que ésta en dos oportunidades (en 1995 y en 2006); o en constituye una síntesis acabada del maldesar- Famatina (la Rioja, Argentina), en 2007 y recien- rollo, que pone en riesgo la vida presente y temente en 2012, asistimos a la reactivación cí- futura de las poblaciones y los ecosistemas. 2 De Echave, Hoetmer y Palacios, (2009) Minería y Territorio en el Perú: Conflictos, Resistencias y Pro- puestas en tiempos de globalización. CooperAcción, 1 http://noticiasmineras.mining.com/2012/03/05/ CONACAMI, Programa Democracia y Transformación america-latina-lidera-inversiones-mundiales-en- Global, Universidad Nacional Mayor de San Marcos, exploracion-minera/ Lima. 473
  7. 7. clica del conflicto, con sus corsi e ricorsi, frente a la emergencia de una nueva ecología políticaal arribo de una nueva empresa que reemplaza del agua, de defensa de las cuencas hídricas,a la anterior, ya expulsada, y puja por obtener fuertemente amenazadas por la actividad mi-por todos los medios una licencia social que la nera, tal como lo refleja la consigna “el aguapoblación ya ha denegado. Asimismo, una vez vale más que el oro”, que hoy recorre este tipoinstalada la empresa, la conflictividad tiene una de luchas en todo el continente.sobrevida que excede largamente la del perío-do de explotación del yacimiento, tal como se Otro de los elementos más novedosos de laspuede verificar en casos emblemáticos de la resistencias contra la megaminería es la arti-minería latinoamericana, como en Guanajuato y culación entre actores diferentes, que incluyenZacatecas (México), Cerro de Pasco, La Oroya o desde organizaciones o comunidades de veci-la Bahía de Ilo (Perú)3 nos, pequeñas organizaciones ambientalistas (ONGs), y profesionales y universitarios. EsteEn consecuencia, gracias a la estrecha alian- diálogo productivo entre disciplinas y organiza-za entre gobiernos y grandes empresas y por ciones heterogéneas, ha ido produciendo un sa-encima de la orientación político-ideológica de ber experto independiente de las corporacioneslos gobiernos, el actual escenario de conflic- y de los gobiernos, desde el cual plantear unatos ilustra el modo cómo el extractivismo pone disputa, a la vez epistémica y política. Resultaen jaque a las democracias latinoamericanas, imposible realizar un listado de las redes auto-pues se trata de un modelo que avanza sin el organizativas nacionales y regionales contra laconsenso de las poblaciones, generando todo megaminería que hoy existen en América Lati-tipo de conflictos sociales, divisiones en la so- na, además de las organizaciones campesino-ciedad, y una espiral de criminalización y re- indígenas preexistentes. A título de ejemplo,presión de las resistencias que sin duda abre un podemos mencionar la CONACAMI (Confedera-nuevo y peligroso capítulo de violación de los ción Nacional de Comunidades Afectadas porderechos humanos. la Minería, nacida en 1999, Perú); la Unión de Asambleas Ciudadanas (UAC, Argentina), surgidaPor lo general, las acciones de oposición arran- en 2006, que congrega unas setenta organizacio-can con reclamos puntuales (económicos o am- nes de base que cuestionan el modelo minero; ybientales) y van configurando una nueva “co- la Asamblea Nacional de Afectados Ambientalesmunidad del no”4; pero en la misma dinámica (ANAA, México, que incluye diferentes frentesde lucha éstas tienden a ampliar y radicalizar de lucha), creada en 2008, en instalaciones desu plataforma representativa y discursiva, in- la UNAM, con el apoyo de la Unión de Científicoscorporando otros temas, tales como el cuestio- Comprometidos con la Sociedad (UCCS).namiento al modelo de desarrollo hegemónicoy la exigencia de desmercantilización de los Entre fines de 2011 y comienzos de 2012 las lu-bienes comunes. Así, los procesos de moviliza- chas contra la megaminería adoptaron una ma-ción van conduciendo a una concepción de la yor urgencia y dramatismo: en Cajamarca, Perú,territorialidad opuesta a las nuevas formas de se llevó a cabo la Marcha en defensa del Agua ycolonización de la Naturaleza, ilustradas por el de la Vida, en contra del proyecto Conga, quediscurso eficientista y el neodesarrollismo do- amenaza con secar cuatro lagunas, para extraerminante. Para el caso que nos ocupa, asistimos cobre y oro, impactando sobre la vida de unas 7 100 mil personas; en Famatina, Argentina, en3 Colectivo Voces de Alerta (2011), 15 mitos y enero de 2012, se produjo una gran pueblada,realidades de la minería transnacional en Argentina, que permitió la visibilización de otras luchasBuenos Aires, El Colectivo-Herramientas. contra la megamineria y colocó la problemática4 M. Antonelli (2009) “Minería transacional y en la agenda política nacional; en Panamá, endispositivos de intervención en la cultura”, en febrero de 2012, hubo una gran represión queM.Svampa y M.Antonelli, Minería transnacional, nar- costó la vida de dos miembros de la comunidadrativas del desarrollo y resistencias sociales, BuenosAires, editorial Biblos indígena Ngäbe Buglé; en México, en el Estadomarzo 2012
  8. 8. de Veracruz, crece el rechazo contra la insta- decisiones (consultas públicas, audiencias, ple- lación del proyecto minero Caballo Blanco, que biscitos). En países con una larga tradición de pretende desarrollarse a pocos kilómetros de minería a gran escala, como el caso de Bolivia, una central nuclear; en Cajamarca, Colombia, Chile y Perú, los escenarios son muy complejos, la población se ha movilizado en contra de una así como múltiples las visiones de la territoriali- gigantesca mina de oro, La Colosa; en fin, en dad hoy en disputa. Sin embargo, visto el fraca- marzo de 2012, en Ecuador, las manifestaciones so de la megaminería como “motor de desarro- se intensificaron, como lo muestra la ocupación llo”, visto la dinámica creciente de desposesión y posterior desalojo de la embajada de China que convierte en sacrificables los territorios, así en Quito, de un grupo de mujeres que querían como la peligrosa espiral de criminalización y entregar una nota de protesta contra un proyec- represión de las luchas, los procesos de radicali- to minero de capital chino que sería la primera zación de la población suelen ser impredecibles, explotación a gran escala de la historia de ese tal como lo muestra actualmente el caso perua- país. Estos pocos ejemplos ilustran la rápida ge- no, el primer país latinoamericano en donde se neralización de las luchas continentales en con- implementó este tipo de minería. tra de este modelo. Maristella Svampa es investigadora del Por último, vale aclarar que no todas las for- Conicet (Centro Nacional de Investigaciones Científico Técnicas) de Argentina y profesora mas de resistencia a la megaminería plantean de la Universidad Nacional de La Plata. una redefinición del modelo de desarrollo aun- Coordinadora del Grupo de Estudios Críticos que sí promueven una democratización de las del Desarrollo. Extractivismo, fronteras ecológicas y... Bibliografía Básica viene de la página 4 Comisión Europea (2010). Critical Raw Materials for the EU. Report of the Ad-hoc Working Group on de- tipologías de actores, lenguajes y expresio- fining critical raw materials. Julio. Bruselas, Bélgica. nes, operando a distintas escalas espaciales y cada vez más bajo esquemas de redes de Kojima, Shuhei (2002). Stable Supply of Mineral Re- sources. Mineral and Natural Resources Division, Min- redes. Algunos son antisistémicos, otros se vi- istry of Economy, Trade and Industry. Tokio, Japón. sualizan como ecologistas, otros sólo no están de acuerdo con un proceso o esquema expo- Krausmann et al (2009) “Growth in global material use, GDP and population during the 20th Century.” liador particular. En cualquier caso, el rechazo Ecological Economics. No. 68: 2696 – 2705. es patente. Estamos pues ante un momento complejo, de crisis e intensa disputa, pero NRC – National Research Council (2008). Minerals, al mismo tiempo de oportunidad para idear, critical minerals and the US economy. Committee on Critical Mineral Impacts of the US Economy; Com- debatir y construir nuevos paradigmas, “otros mittee on earth Resources. The National Academies. desarrollos”, con profunda mirada histórica y EUA. crítica aguda, que en términos básicos sean UNEP. 2011. Decoupling Natural Resource Use and socio-ambientalmente más armónicos y jus- Environmental Impacts from Economic Growth. A8 tos, que se piensen desde el decrecimiento Report of the Working Group on Decoupling to the biofísico (del menor uso posible de materiales International Resource Panel. Paris, Francia. y de energía), que se alejen del extractivismo USGS – US Geological Service (2012). Mineral Com- como fundamento e incluyan otras dimensio- modity Sumaries 2012. Reston, Virginia, EUA. nes humanas más allá de la exclusivamente material, y que desde luego operen bajo ge- Weisz, Helga y Steinberg, Julia (2010). “Reducing energy and material flows in cities.” Environmental nuinas cuotas de poder social. Sustainability. Vol. 2: 185. Una versión más amplia de este artículo se encuentra en: http://alainet.org/active/53380 473
  9. 9. La centralidad del agua en la disputa global por recursos estratégicos Monica BruckmannDos visiones contrapuestas están en choque reunión de Estambul, reivindicando la creaciónen la disputa global por el agua. La primera, de un espacio de debate global del agua en losbasada en la lógica de la mercantilización de marcos de la ONU, reafirmando la necesidad deeste recurso, que pretende convertirlo en un la gestión pública de este recurso y su condi-commodity, sujeto a una política de precios ción de derecho humano inalienable.1cada vez más dominada por el proceso de finan-cierización y el llamado “mercado de futuros”. La Asamblea General de las Naciones UnidasEsta visión encuentra en el Consejo Mundial aprobó en julio del 2010 la propuesta presen-del Agua, compuesto por representantes de las tada por Bolivia, y respaldada por otros 33 Es-principales empresas privadas de agua que do- tados, de declarar el acceso al agua potableminan 75% del mercado mundial, su espacio de como un derecho humano. Como era previsi-articulación más dinámico. El Segundo Forum ble, los gobiernos de Estados Unidos, Canadá,Mundial del Agua, realizado en el año 2000 de- Australia y el Reino Unido se opusieron a estaclaró, en el documento final de la reunión, que resolución, con lo cual, en opinión de Maudeel agua no es más un “derecho inalienable”, Barlow, ex-asesora sobre agua del presidentesino una “necesidad humana”. Esta declara- de la Asamblea General de la ONU, esta resolu-ción justifica, desde el punto de vista ético, el ción pierde peso político y viabilidad práctica2.proceso en curso de desregulación y privatiza- Estos cuatro países, y sus fuerzas políticas másción de este recurso natural. La última reunión conservadoras, aparecen como el gran obstá-realizada con el nombre de IV Forum Mundial culo. El peligro para los operadores del aguadel Agua, en marzo de 2009 en Estambul, ra- es grande, ciertamente, un reconocimiento deltifica esta caracterización del Agua. Un aliado agua y el saneamiento como derecho humanoimportante del Consejo Mundial del Agua ha pondría límites a los derechos de las grandessido el Banco Mundial, principal impulsor de las corporaciones sobre los recursos hídricos, dere-empresas mixtas, público-privadas, para la ges- chos consagrados por los acuerdos multilatera-tión local del agua. les de comercio e inversión.La otra visión se reafirma en la consideración Los gobiernos de América Latina están avan-del agua como derecho humano inalienable. zando en el reconocimiento del agua como de-Esta perspectiva es defendida por un amplio recho inalienable y en la afirmación de la so-conjunto de movimientos sociales, activistas beranía y gestión pública de estos recursos. La 9e intelectuales articulados en un movimiento Constitución Política del Estado Plurinacionalglobal por la defensa del agua, que propone la de Bolivia reconoce, en su artículo 371, que elcreación de espacios democráticos y transpa- “el agua constituye un derecho fundamentalí-rentes para la discusión de esta problemáticaa nivel planetario. Este movimiento, que no 1 Véase: Mabel Faria de Melo. “Água não é merca-reconoce la legitimidad del Foro Mundial del doria”. En: ALAI, 3 de abril de 2009.Agua, elaboró una declaración alternativa a la 2 Véase: Roberto Bissio. El derecho humano al agua. Disponible en http://alainet.org/active/39769marzo 2012
  10. 10. simo para la vida, en el marco de la soberanía (como en las regiones áridas e hiperáridas) el del pueblo”, establece además que “el Estado recurso de agua subterránea puede ser consi- promoverá el uso y acceso al agua sobre la base derado como “no renovable”3. de principios de solidaridad, complementarie- dad, reciprocidad, equidad, diversidad y sus- Los acuíferos y las aguas subterráneas que los tentabilidad”. conforman, son parte de un ciclo hidrológico cuyo funcionamiento determina una compleja Ciertamente, la disputa por la apropiación y interrelación con el medio ambiente. Las aguas el control del agua en el planeta adquiere di- subterráneas son un elemento clave para mu- mensiones que extrapolan únicamente los in- chos procesos geológicos e hidro-químicos, y tereses mercantilistas de las empresas trans- tienen también una función relevante en la re- nacionales, colocándose como un elemento serva ecológica, ya que mantienen el caudal los fundamental en la geopolítica mundial. Está ríos y son la base de los lagos y los pantanos, im- claro que el planeta necesita urgentemente pactando definitivamente en los hábitats acuá- una política global para cambiar la tendencia ticos que se encuentran en ellos. Por lo tanto, del complejo proceso de desorden ecológico los sistemas acuíferos además de ser reservas que, al mismo tiempo que acelera la dinámica importantes de agua dulce, son fundamentales de desertificación en algunas regiones, incre- para la preservación de los ecosistemas. menta los fenómenos de inundación producto de lluvias torrenciales, en otras. Las conse- La identificación de los sistemas acuíferos es cuencias devastadoras que la degradación de un requisito básico para cualquier política de medio ambiente está provocando y la grave- sustentabilidad y gestión de recursos hídricos dad de la situación global que tiende a profun- que permitan que el sistema continúe funcio- dizarse colocan en discusión la propia noción nando, y desde el punto de vista de nuestras de desarrollo y de civilización. investigaciones, es imprescindible para un aná- lisis geopolítico que busque poner en eviden- Los acuíferos y la preservación de cia elementos estratégicos en la disputa por el ecosistemas control y apropiación del agua. Desde hace mucho tiempo, las investigaciones Las grandes reservas hídricas cómo la cuenca hidrológicas de los ciclos globales del agua han del Congo, Amazonas, el acuífero Guaraní o los demostrado que 99% del agua dulce accesible grandes lagos de África central coinciden con del planeta se encuentra en los acuíferos de la existencia de grandes poblaciones en expan- agua dulce, visibles en los ríos, lagos y capas sión y fuertes conflictos étnicos y religiosos. congeladas de hielo. Estas aguas constituyen Además, gran parte de los países de esta región sistemas hídricos dinámicos y desarrollan sus se encuentran bajo fuerte presión del sistema propios mecanismos de reposición que depen- financiero internacional que busca implantar den, fundamentalmente, de las lluvias. Parte una gestión neoliberal de los recursos hídricos de este caudal se infiltra en las rocas subya- a través de su personal técnico para el que las centes y se deposita debajo de la superficie, en estaciones de tratamiento de agua, reciclaje y lo que se conoce como acuíferos. Los acuífe- construcción de mecanismos que eviten la con-10 ros reciben reposición de las lluvias, por lo que taminación de los acuíferos, son gastos super- son, en su mayoría, renovables. Dependiendo fluos.4 del tamaño y las condiciones climáticas de la 3 Atlas of Transboundary Aquifers. Global maps, ubicación de los acuíferos, el período de reno- regional cooperation and local inventories. Paris : vación oscila entre días y semanas (en las ro- UNESCO, p. 16. cas kársticas), o entre años y miles de años si 4 TEIXEIRA, Francisco Carlos. Por uma geopolítica se trata de grandes cuencas sedimentarias. En da água. 23 de enero de 2011. Disponible en http:// regiones donde la reposición es muy limitada www.tempopresente.org/index2.php?option=com_ content&do_pdf=1&id=77 473
  11. 11. Se trata de un proceso violento de expropia- en la región desértica del Sahara; la India;ción y privatización del recurso natural más im- Asia central; gran parte de Australia; la estre-portante para la vida. A pesar de la centralidad cha franja desértica que va desde la costa pe-del agua potable para consumo humano, es ne- ruana hasta el desierto de Atacama en Chilecesario señalar también la importancia vital de y la región norte de México y gran parte deeste recurso para la agricultura, que impacta la región centro oeste de Estados Unidos. Endirectamente la soberanía alimentaria, y para estas regiones, se puede considerar el aguael proceso industrial en su conjunto. como recurso no renovable. África subsaharia- na, el sudeste asiático, Europa, los Balcanes,Los mayores acuíferos de Europa se encuen- la región norte de Asia y la región nor-occi-tran en la región euroasiática, destacando, dental de América del Norte registran nivelespor su dimensión, la cuenca Rusa, más cercana moderados de reposición de agua, entre 50 ya la región polar. Europa occidental se ve re- 100 mm. al año.ducida al único acuífero de mediano porte, enla cuenca de París. En casi todos los casos, las La región de mayor reposición de agua delreservas de agua de Europa padecen de pro- mundo es América del Sur donde, en casi todoblemas que afectan su calidad, lo que amplió el territorio subcontinental, se registran nive-drásticamente el consumo de agua embotella- les de reposición de agua mayores a 500 mm./da, que se ha convertido en un ítem obligato- año, lo que constituye el principal factor derio en la canasta de consumo familiar5. Europa abastecimiento de los sistemas acuíferos de laregistra, proporcionalmente, la mayor tasa región. Esta altísima capacidad de reposiciónmundial de extracción de agua para consumo de aguas superficiales y subterráneas es fun-humano: del total de agua que se extrae, más damental, no solo para el abastecimiento dedel 50% es utilizada por los municipios, aproxi- agua dulce sino también para la manutenciónmadamente 40% se destina a la agricultura y y reproducción de los sistemas ecológicos y lael resto se consume el sector industrial. biodiversidad en la región.Asia depende de los grandes acuíferos del nor- Agotamiento de mantas freáticaste de China y la Siberia, más próxima de laregión polar. Uno de los casos más graves es Un aspecto estratégico a ser considerado enel de la India, que junto con Estados Unidos, la geopolítica mundial del agua es el nivel detiene una de las tasas más altas de extracción extracción de este recurso en cada región,de agua subterránea del mundo. que permite elaborar un panorama real de agotamiento de los sistemas hidrográficos yAmérica del Sur posee tres grandes acuíferos: las mantas freáticas. El mayor nivel de ex-la Cuenca del Amazonas, la Cuenca del Mara- tracción para consumo de agua subterráneañón y el sistema acuífero Guaraní, que más en el mundo ocurre en Estados Unidos y laparece un “mar subterráneo” de agua dulce India, donde se supera los 100 km³ por año,que se extiende por cuatro países del cono seguidos de China continental, Paquistán, Iránsur: Argentina, Brasil, Uruguay y Paraguay. y México, con un nivel de extracción que vaPor el volumen de las reservas de estos acuífe- de 20 a 100 km³ por año. En estas regiones,ros y por la capacidad de reposición del agua las mantas freáticas han registrado una dismi- 11de estos sistemas, América del Sur representa nución de casi 1 metro por encima del nivella principal reserva de agua dulce del planeta. de reposición natural de agua por año6, lo que indica una tendencia de agotamiento de lasLas regiones más críticas, por tener una repo- reservas en estos países, que puede llevar asición limitada de agua (menos de 5 milíme- una crisis muy grave en un horizonte de 15 atros de lluvia al año), son el norte de África, 20 años.5 Ibid. 6 Ibid.marzo 2012
  12. 12. En Estados Unidos la situación se agrava por la Este acuífero transfronterizo ocupa una super- existencia de grandes ciudades en pleno de- ficie total de 1,200.000 kilómetros cuadrados, sierto, como el caso de Las Vegas, que ejercen distribuidos en cuatro países del cono sur: Ar- presión constante sobre las reservas, así como gentina (225,000 km²), Brasil (840,000 km²), el uso intensivo de agua en la agricultura sub- Paraguay (58,500 km²) y Uruguay (58,500 sidiada, además de los avances en la contami- km²). Una de sus características más impor- nación de sus reservas, como la región de los tantes es la gran capacidad de recarga de Grandes Lagos. agua, que asciende aproximadamente a 166 km³ al año, con una reserva total de 45,000 El caso de África merece especial atención, km³.8 El volumen de reposición de este acuí- porque a pesar de que la extracción de agua fero representa el volumen extraído para con- subterránea no es muy elevada en relación a sumo anual de Estados Unidos (150 km³) y casi otras regiones (hasta 20 km³ por año) se trata la cuarta parte del volumen total extraído en de una manta freática casi sin capacidad de re- el mundo (del 600 a 800 km³). posición, por lo tanto, la extracción lleva a un proceso acelerado de agotamiento de reservas Los datos indican que América del Sur podría hídricas. China, India y el Medio Oriente son elevar su consumo anual de agua en cinco también regiones extremamente críticas por el veces (de 25 a y 150 km³) y aún así, estaría elevado nivel de extracción de reservas, como extrayendo apenas el agua que se renueva consecuencia del proceso dinámico de indus- anualmente, sin afectar la manta freática de trialización y de su dimensión poblacional. Los este único sistema acuífero. datos de extracción de agua por sector econó- mico indican que, casi 75% del agua extraída en El acuífero Amazonas ocupa una superficie to- Asia se consume en agricultura y más del 10% tal de 3,950,000 km², en la floresta amazóni- en el sector industrial. Además, en términos ca de Bolivia, Brasil Colombia, Ecuador, Perú absolutos, Asia es la región donde se registra y Venezuela. Recientes estudios indican que la extracción de agua dulce subterránea más las reservas del acuífero Alter do Chão, que elevada el mundo: alrededor de 500 km³ por forma parte del sistema acuífero Amazonas, año, según datos de 2009. En segundo lugar se localizado en los estados de Amazonas y Pará, coloca América del norte, con 150 km³ y en ter- en Brasil, ascienden a 86 mil km³ de agua cer lugar Europa, que extrae 80 km³. América dulce, con lo cual se convertiría en la mayor Latina es el continente de menor extracción, reserva del planeta, con casi el doble de volu- con aproximadamente 25 km³ al año. men de reservas del Acuífero Guaraní. En general, durante las últimas tres décadas Estos datos indican que casi todo el continente la extracción del agua de los acuíferos del sudamericano descansa sobre una manta freá- planeta ha crecido exponencialmente. Esta tica de grandes reservas de agua subterráneas extracción se estima en un promedio de 600 a y una amplia red hidrográfica que incluye la 800 km³ por año.7 cuenca del Amazonas y el río de mayor longi- tud y caudal del mundo. Por la amplitud de la Los grandes acuíferos de superficie que ocupan estos sistemas hídricos12 América del Sur y el volumen de sus reservas, constituyen un complejo ecosistema regional. El sistema Acuífero Guaraní es uno de los ma- yores depósitos de agua dulce del planeta. Es evidente que el control del agua en Améri- Está formado por una manta de rocas y arena ca del Sur, representa el control de las prin- en cuyas fisuras se deposita el agua, con una 8 Sobre este tema ver BRUCKMANN, Monica: antigüedad estimada de 245 millones de años. Recursos naturales y la geopolítica de la integración Sudamericana, disponible en http://alainet.org/acti- 7 Véase: Atlas of Transboundary Aquifers. ve/45772 473
  13. 13. cipales fuentes renovables de agua dulce del propio continente asiático tiene un consumoplaneta, de un enorme potencial de energía elevado de agua y la situación crítica de lahidroeléctrica, y el control de uno de los sis- India y China ejerce una presión muy grandetemas ecológicos de mayor concentración de sobre este recurso. Las reservas de agua debiodiversidad del mundo, a partir de la flores- Australia están en manos de las grandes trans-ta amazónica, los pisos ecológicos de la región nacionales y Europa tiene sus propios proble-andina, los grandes lagos de la Patagonia y los mas de abastecimiento de agua para resolver,lagos interandinos. Significa también, el con- además de la baja calidad del agua que posee.trol de tecnología de punta en la investigacióncientífica, ligada al avance de la biogenética. En este contexto, América del Sur representa la única posibilidad de abastecimiento de aguaSe hace necesaria una estrategia sudamericana para Estados Unidos. No nos sorprende quede gestión de los recursos hídricos, con metas uno de los seis ejes de estrategia científica decomunes de descontaminación y preservación este país, para la década 2007-2017, establez-de las cuencas hidrográficas, de las reservas ca la necesidad de “elaborar un inventario desubterráneas y la manta freática. Esto implica agua dulce para garantizar el abastecimientoun proceso de re-territorialización del agua a y la salud de la nación”. Otro de los ejes departir de las poblaciones locales y los pueblos la misma estrategia está orientado a “desa-indígenas cuya vida está profundamente inte- rrollar un programa nacional de evaluación degrada a las áreas de mayor concentración de peligros, riesgos y resistencias para garantizarreservas de este recurso. La presión social de la salud de largo plazo y la riqueza de la na-los movimientos populares urbanos, rurales e ción”�.indígenas por la democratización de la gestióny el uso del agua están creando condiciones El continente se debe preparar para enfrentarpara una reapropiación social de este recurso, estrategias multidimensionales de apropiacióndesde una perspectiva de sustentabilidad del y control del agua que posee y de los ecosiste-medio ambiente. mas que de ella dependen.Los intereses en disputa son colosales. Estados Una versión más amplia de este artículo,Unidos necesita asegurar el abastecimiento de incluyendo mapas, se encuentra en: http://alainet.org/active/53385agua dulce. Los datos muestran que el nivelde su consumo está acabando con sus reser-vas de agua subterránea. Pretender obtener Monica Bruckmann es socióloga, doctora eneste recurso de África es inviable, porque el ciencia política, profesora del Departamentocontinente africano, por la baja capacidad de de Ciencia Política de la Universidad Federal de Río de Janeiro (Brasil) e investigadora dereposición de sus acuíferos, está avanzando en la Cátedra y Red Unesco/Universidad de lasun proceso de agotamiento de sus reservas, si Naciones Unidas sobre Economía Global yse continúa con el actual patrón de consumo. Desarrollo Sustentable - REGGEN.Asia tampoco es una opción viable, porque el 13marzo 2012
  14. 14. ¿Transformaciones y/o transiciones? Post-extractivismo y pluriverso Arturo Escobar Profundamente inmersa en la historia de la yuntura, es decir, la crisis de la euromoder- modernidad occidental desde la Conquista, nidad; b) proyectos de transición de modelo la región conocida como América Latina y el de sociedad, potencialmente decoloniales, Caribe podría estar al borde de una transición basados en un conjunto diferente de prácticas sustancial. Es pronto para decir si las trans- (por ejemplo, comunales, indígenas, híbridas formaciones en curso equivaldrán a una trans- y, principalmente, pluriversales e intercultu- formación dentro del espacio cultural-político rales), tendientes a una sociedad postliberal definido por la euromodernidad –es decir, (una alternativa a la euromodernidad). Este transformaciones dentro de un solo universo, segundo proyecto surge del segundo aspecto así sea multicultural- o un paso adelante ha- de la coyuntura y pretende transformar al li- cia un verdadero cambio de modelo cultural beralismo y al desarrollo. Valga establecer –un Pachakuti, o transición hacia el pluriverso dos precisiones. inter-cultural. Primero, considero que ambas opciones son Según Blaser (2007) el momento actual en el importantes y que ambas de algún modo se continente debe ser visto en términos de una están dando a nivel tanto de los estados como doble crisis: la crisis del modelo desarrollista de los movimientos sociales; mientras que a neoliberal de las últimas tres décadas; y el fin nivel del Estado predomina la orientación ha- de la hegemonía del proyecto modernizador cia la modernización alternativa, la segunda iniciado con la Conquista, es decir, la crisis del opción no está del todo ausente para el caso proyecto de traer la modernidad al continen- de algunos de los gobiernos progresistas, como te. por ejemplo en el caso del Buen Vivir y los derechos de la naturaleza en Ecuador. Sin em- Dado este doble contexto, el argumento gene- bargo, es de anotar que la gran mayoría de las ral es el siguiente: Las actuales transformacio- movilizaciones de izquierda continúan siendo nes socioeconómicas, políticas y culturales en claramente modernizadoras. La segunda op- América Latina sugieren la existencia de dos ción estaría representada por algunos movi- proyectos potencialmente complementarios, mientos sociales y diversas formas del pen- pero también contradictorios: a) moderniza- samiento. De ahí la importancia de analizar ciones alternativas, basadas en un modelo de estas opciones a nivel de a) el Estado; b) los desarrollo anti-neoliberal y tendientes a eco- movimientos sociales; y c) los nexos entre am-14 nomías mixtas, potencialmente solidarias y bos. Teóricamente hablando, planteo esta in- postcapitalistas, y a una forma alternativa de terrogante: ¿es posible ir más allá del capital modernidad (una modernidad satisfactoria, como expresión dominante de la economía, de en palabras de García Linera, es decir, más la euromodernidad como construcción cultu- justa e incluyente). Este proyecto tiene su ral dominante de la vida socio-natural, y del origen en el fin de la hegemonía del proyecto Estado como expresión central de la institu- neoliberal, pero no se compromete significa- cionalización de lo social? Si esta hipótesis es tivamente con el segundo aspecto de la co- válida, podríamos hablar de tres escenarios: 473
  15. 15. postcapitalista, postliberal y postestatista. Hablar de “post”, finalmente, debe entender-Tal cosa requeriría una radical transformación se como parte de una estrategia epistémica ydel monopolio de la economía, del poder y cultural de ampliar los espacios para pensar dedel conocimiento, que hasta hace muy poco otro modo sobre la realidad socio-natural –qui-ha caracterizado a las sociedades modernas/ zás una estrategia provisional. El gran desafíocoloniales. Un criterio básico para responder está en visibilizar lo “no-liberal/no-capitalis-a estas preguntas y determinar el carácter de ta/no-estatal” en sus propios términos. Estelos cambios es saber hasta qué punto están proceso –no solo de descolonización epistémi-siendo cuestionadas las premisas básicas del ca sino de verdadera re/construcción de mun-modelo de desarrollo. dos y conocimientos de otro modo-- desborda el panorama actual de las ciencias socialesSegundo, entiendo el post que antepongo a modernas, incluyendo las vertientes europeascapitalista, liberal y estatista de un modo muy del pensamiento crítico. En otras palabras, elespecífico, similar al caso del postdesarrollo. proyecto de mundos y conocimientos de otroEl postliberalismo apuntaría a un espacio/ modo se vislumbra en los bordes o límites detiempo en el que la vida social no estuviese la teoría crítica, pero solo avanzará a medidacompletamente determinada por los construc- que construye otros lenguajes y otras formastos de la economía, el individuo, la racionali- del saber (aunque incorpore aspectos de di-dad instrumental, la propiedad privada y de- chas teorías críticas de alguna manera).más factores que caracterizan al liberalismoy a la modernidad. No es una situación a la Transformación o transiciónque se haya de llegar en el futuro, sino algoque está en permanente construcción. De Si esta interpretación tiene validez, podría-manera semejante, “postcapitalismo” implica mos concluir que América Latina se encuentraconsiderar a la economía como constituida por en una encrucijada fundamental: entre pro-diversas prácticas capitalistas, capitalistas al- yectos de transformación social y económica,ternativas y no capitalistas, tales como se con- alternativas a las que han predominado en elcibe en la economía social y solidaria; supone continente durante la mayoría de su historia,un estado de cosas en el que el capitalismo ya pero que tienen lugar de todas formas den-no es una fuerza económica hegemónica (así tro el espacio/tiempo cultural definidos por lasea dominante en muchos casos), en que la modernidad dominante; y proyectos de tran-dimensión ontológica de ‘la economía’ no está sición cultural o, mejor, de transiciones ha-completa y ‘naturalmente’ ocupada por el ca- cia modelos de vida diferentes a los modelospitalismo, sino por un conjunto de economías: occidentales modernos que definen la globali-solidaria, cooperativa, social, comunal, etc. zación, el desarrollo, la economía y el progre-que no pueden ser reducidas al capitalismo. so. De hecho, el concepto de transición estáEn otras palabras, el prefijo post indica la no- surgiendo con fuerza a nivel mundial, parti-ción de que la economía no es esencialmente cularmente a raíz de la crisis combinada deni naturalmente capitalista, las sociedades energía, clima, alimentación y pobreza (tran-no son naturalmente liberales y el Estado no siciones hacia sociedades post-petróleo, bajases, como habíamos creído, el único modo de en consumo de energía, sustentables, y haciaestablecer y regular lo social. Esto no quie- la soberanía alimentaria con producción lo- 15re decir que el capitalismo, el liberalismo y cal y autonomías locales, en particular), perolas formas estatales dejen de existir; significa también en términos culturales y espirituales.que su centralidad discursiva y social ha sidoparcialmente desplazada, permitiendo así am- La mayoría de estos discursos de la transiciónpliar la gama de experiencias que son conside- están animados por una preocupación profun-radas alternativas válidas y creíbles a lo que da por la vida. Al hacer visibles los efectoshoy predomina (Santos 2007). perniciosos de las ideologías del individuo y del mercado, estos discursos vuelcan la aten-marzo 2012
  16. 16. ción sobre la necesidad de reconstruir las entorno natural debido a su dependencia de la subjetividades y la economía, con frecuencia acumulación, alimentada por la explotación de en tándem con aquellas sociedades donde los los recursos naturales (por ejemplo, hidrocar- regímenes del individuo y la propiedad priva- buros, soja, caña de azúcar, palma aceitera, da no han llegado a controlar por completo minería). De allí que a los modelos económi- la práctica social. Estos discursos igualmente cos de la mayoría de los gobiernos progresistas propenden por economías diversas centradas se les denomine ‘neo-extractivistas’ (Gudynas en la vida, cual es el caso de muchas visiones 2011). Pero las posibilidades históricas deri- de la economía social y solidaria. El énfasis vadas de los discursos y acciones de algunos de algunas de las visiones de transiciones en movimientos y –en menor medida- de algunos la espiritualidad, nos recuerda de la exclusión estados, no dejan de ser reales. de esta importante dimensión por nuestras academias e izquierdas tan profundamente ‘Extractivismo sensato’ seculares. La importancia de reconectar na- turaleza y cultura, por último, significa que El compromiso con el BV y los DN impone los discursos de transiciones ubican en el cen- como primer paso ineludible una estrategia tro del proceso la necesidad de reconectarse para superar estrategias de desarrollo basadas con todos los seres vivientes, humanos y no en el extractivismo. Como el Consejo Latino- humanos. Todos estos factores apuntan hacia americano de Ecología Social, CLAES, expresa el surgimiento del pluriverso. 1 en su trabajo sobre transiciones post extrac- tivistas, esto no significa abandonar por com- Ahora bien, es de anotar que las implicacio- pleto el uso de los recursos naturales, lo cual nes prácticas de este análisis son por demás sería imposible, ni toda forma de extractivis- complejas. Aunque los gobiernos progresis- mo. La propuesta de CLAES es bastante útil tas están haciendo esfuerzos importantes de para pensar sobre las condiciones para el BV transformación social, y han sin duda contri- y los DN como verdaderas alternativas al de- buido a la introducción del Buen Vivir (BV) y sarrollo (e.g., Gudynas 2011), más allá de una los Derechos de la Naturaleza (DN) como me- política de redistribución de ingreso a partir tas de acción social, las limitantes y tensiones de las ganancias de la exportación, o de una para avanzar las dimensiones más radicales postulación del extractivismo como necesario de la agenda son evidentes. Aparte de la en- para combatir la pobreza (asistencialismo), carnizada defensa de los órdenes establecidos ignorando su alto impacto ambiental local, por parte de las viejas y nuevas derechas y los continental, y global. Es una propuesta de intereses imperialistas, las tensiones y con- transformación radical en términos de estra- tradicciones de los proyectos transformado- tegias sociales y ambientales que permitan res son enormes. Debido al peso histórico del diversificar las cadenas productivas. liberalismo y el imperativo modernizante, el Estado está mejor capacitado para controlar o La propuesta de CLAES considera una transi- gobernar de acuerdo al modelo desarrollista, ción de un ‘extractivismo depredador’ (esti- que para potenciar las energías de los movi- lo de desarrollo actual), a un ‘extractivismo mientos sociales. En general, el modelo de sensato’, en el cual se cumplirían las normas16 desarrollo continúa causando estragos en el ambientales de toda actividad explotadora (por ej., la minería), para finalmente pasar 1 Las obras de los teólogos de la liberación Leonar- a un ‘extractivismo o extracción indispensa- do Boff y Franz Hinkelammert incluyen muchos de los ble’ que se refiere a aquellas actividades que elementos de los discursos de transición, tales como son genuinamente necesarias, que cumplen la crítica al capitalismo, la espiritualidad, la ecolo- condiciones sociales y ambientales, y están gía, la defensa de la vida, y la necesidad de cambio de modelo cultural. Son obras ejemplares en este directamente vinculadas a cadenas producti- sentido. Ver, por ej., Boff (2002); Hatthaway y Boff vas nacionales y regionales, para nutrir redes 2009), Hinkelammert and Mora (2008). de consumo verdaderamente enfocadas en la 473
  17. 17. calidad de vida (Gudynas 2011). El resultado epistémico y ontológico; donde esta moderni-sería una alternativa de desarrollo con menos dad haya sido provincializada, es decir, des-consumo de energía y huella de carbono, me- plazada del centro de la imaginación históricajor calidad de vida, y centrada en las nece- y epistémica; y donde el análisis de proyectossidades nacionales y continentales antes que descoloniales y pluriversales concretos puedaglobales. Sobra decir que las exigencias para hacerse honestamente desde una perspectivaeste proceso son complejas, incluyendo mayor des-esencializada. Las alternativas a la mo-democracia participativa, visiones plurales de dernidad tienden hacia formas de organizarla economía, sistemas de valoración múltiples la economía, la sociedad y la política –formas(no solo en términos de indicadores econó- otras- que brindan, si no mejores, al menosmicos estándar), disminución en el consumo otras oportunidades de dignificar y proteger lade materia y energía, y estrategias de “des- vida humana y no humana y de reconectarseacople” selectivo de la economía mundial.2 con la corriente de la vida en el planeta.La producción de alimentos –y todo el sectoragrícola—deberán ser una esfera primordialen esta transición; en general, puede decirse Arturo Escobar, antropólogo colombiano, esque la “re-localizacion” de la producción de profesor en el Departamento de Antropología de la Universidad de Carolina del Norte,alimentos en base a sistemas orgánicos, bio- Chapel Hill, Estados Unidosdiversos y descentralizados es uno de los as-pectos considerados de mayor importancia en Referencias bibliográficaslos discursos de la transición.3 La transición al Blaser, Mario. 2007. ‘Bolivia: los desafíos inter-post extractivismo con estrategias de erradi- pretativos de la coincidencia de una doble crisiscación de la pobreza, conservación y derechos hegemónica’, in Reinventando la nación en Bolivia:de la naturaleza, e integración regional autó- Movimientos sociales, Estado y poscolonialidad, edsnoma frente a la globalización. K. Monasterios, P. Stefanoni & H. D. Alto, La Paz, CLACS0/Plural, pp. 11-21.La dimensión cultural de la transición es clara Boff, Leonardo. 2002. El Cuidado Esencial. Madrid:a muchos niveles, por ejemplo en el cuestiona- Editorial Trotta.miento de la idea de que el consumo creciente Gudynas, Edaurdo. 2011. “Más allá del nuevo ex-significa mejorar la calidad de vida (Gudynas tractivismo: transiciones sostenibles y alternativas al2011). Pensar en el Buen Vivir y los derechos desarrollo”. En El desarrollo en cuestión. Reflexio-de la naturaleza significa embarcarse en es- nes desde América Latina”, F. Wanderley, ed. Oxfamtrategias ontológico-políticas de transición y CIDES UMSA, La Paz, Bolivia, 2011, pp. 379- 410hacia el pluriverso. Hablar del pluriverso sig- Hathaway, Mark, and Leonardo Boff. 2009. The Tao ofnifica: revelar un espacio de pensamiento y de Liberation: Exploring the Ecology of Transformation.práctica en el que el dominio de una moder- Maryknoll, NY: Orbis Books.nidad única haya quedado suspendido a nivel Hinkelammert, Franz, y Henry Mora. 2008. Hacia una economía par la vida: preludio a una reconstruc-2 La noción de desacople de CLAES hace eco de ción de la economía. Cartago, Costa Rica: Editoriallas propuestas del delinking de Samir Amin de los se- Tecnológica de Costa Rica.tentas, aunque con una perspectiva ecológica que no Santos, Boaventura de Sousa. 2007. The Rise of theaparecía en Amin, y enfatizando el desacoplamiento Global Left. London: Zed Books. 17del bienestar del crecimiento económico.3 Véase por ejemplo el trabajo de Vandana Shiva Shiva, Vandana. 2008. Soil, Not Oil. Environmental(2008) y la Vía Campesina (ver www.viacampesina. Justice in an Age of Climate Crisis. Cambridge: Southorg) End Press.marzo 2012
  18. 18. Implicaciones socio- ambientales de la minería en Centroamérica Tania Sosa La minería es uno de los sectores económicos similares al enfocarse en los métodos y reque- más contaminantes e impactantes en el mun- rimientos para la adquisición de concesiones do, no sólo por sus métodos de extracción que de exploración y explotación, las autoridades cada vez son más agresivos por conseguir ma- regulatorias, y otros aspectos meramente con- yores ganancias en menor tiempo, sino tam- cesionarios. Sin embargo, no incluyen obliga- bién por las consecuencias de corto, mediano ciones y metodologías para el control de im- y largo plazo que afectan los recursos agua, pactos ambientales y sociales. Costa Rica es suelo y aire, condenando la vida de las espe- el único que en el 2010 aprobó una Ley que cies naturales y las comunidades en las que se prohíbe la minería a cielo abierto, como mé- insertan los proyectos mineros. todo definitivo para negar el ingreso a este tipo de proyectos. La actual crisis mundial y la desestabilización económica que ha dejado la devaluación del La legislación ambiental, bastante incipiente dólar, ha provocado que los inversionistas pon- y escueta en la región, ha demostrado ser dé- gan sus ojos en el antiguo y más codiciado ac- bil frente al accionar de las empresas mineras. tivo del mundo, el oro, cuyo precio tenía un Los proyectos más emblemáticos han confir- valor de $250/onza troy para el año 2000, y ha mado que las mineras encuentran fácilmente aumentando de manera estrepitosa, alcanzan- los vacíos que les permiten esquivar las san- do un valor de $1 750/onza troy para el 2011. ciones y violentar la legislación ambiental. En la mayoría de los casos, éstas se asocian con La reincidente búsqueda del oro y la visión los representantes de las comunidades locales política de los gobiernos de la Región Centro- e incluso con representantes a nivel nacional, americana, quienes han abierto sus puertas a para obviar consideraciones de carácter social la inversión extranjera a ojos cerrados, han y ambiental. En el peor de los casos, las em- dejado vulnerables a sus recursos naturales presas se aferran a acuerdos internacionales en la búsqueda de un rápido “desarrollo” que como el Tratado Comercial DR-CAFTA, los que al final nunca llega. Las empresas mineras, el sirven para amenazar al país centroamerica- 60% de las cuales son de capital canadiense, no a asumir compromisos comerciales que los trabajan bajo la lógica de aprovechamiento obliguen a cumplir las exigencias de las trans- máximo, a bajo costo y corto tiempo, condi- nacionales.18 ciones que son aún más ventajosas sí, en el sitio donde se instalan, se pagan mínimos in- En cuanto al tan divulgado desarrollo que las gresos tributarios y existen muy pocos com- empresas mineras dicen traer a los países, un promisos ambientales y sociales, condiciones estudio publicado en el 2011 por el Centro que Centroamérica les ofrece en bandeja de de Investigación sobre Inversión y Comercio plata a estas transnacionales. (CEICOM)1 sobre los “Impactos de la Minería Las leyes de minería de nuestros países son 1 “Impactos de la Minería Metálica en Centroamé- rica”, CEICOM, Nolasco, S. 2011. 473
  19. 19. Metálica en Centroamérica”, identificó que de la ciudad de Asunción Mita, proyecto aún enlos ingresos tributarios que las empresas mi- construcción y que tiene implicaciones socio-neras pagan a los países de la región son en ambientales a nivel binacional que no han sidopromedio no más del 1.5% de los ingresos ob- tomadas en cuenta desde las exploraciones.tenidos. Guatemala tiene una fuerza de resistencia anteMovimientos socio-ambientales los proyectos mineros que es admirable, gra-frente a la minería cias a la apropiación que tienen los pueblos indígenas del valor de sus territorios y sus re-La lucha social en contra de la minería, espe- cursos naturales como herencias ancestralescialmente la metálica, ha venido creciendo a invaluables. Sin embargo, en los últimos 10medida que generaciones enteras han visualiza- años, las consecuencias de esa lucha se hando los impactos ambientales y sociales, mismas visualizado en el asesinato de 120 activistasamenazas que se han intensificado y extendido y defensores de los Derechos Humanos. Comocon el ingreso de nuevos proyectos en una era parte de su lucha, el caso de la Mina Marlín fueque se ha denominado “recolonización”. presentado ante la Comisión de Derechos Hu- manos de la ONU, logrando que ésta emitieraEn Guatemala, según el documental “El oro o medidas cautelares para resolver el conflicto yla vida”2, 54 comunidades indígenas han rea- detener el proceso de contaminación ambien-lizado consultas comunitarias, contabilizando tal. Ante las estrategias dilatorias del Gobiernoun millón de personas que han rechazado a las para no cumplir con las medidas planteadas,empresas mineras, petroleras e hidroeléctri- el movimiento social logró que el relator de lacas. Estas consultas son prácticas ancestrales ONU para los pueblos indígenas visitara a lasque son reconocidas por las leyes municipales, comunidades afectadas por la Mina Marlín parala constitución de ese país e incluso el Conve- escuchar sus reclamos y demandas, divulgandonio 169 de la OIT. Sin embargo, el Gobierno ha el caso a nivel internacional.hecho caso omiso a este movimiento social yhasta el 2011 había concedido 155 licencias de En El Salvador, el movimiento social ambien-exploración y explotación minera metálica. talista consiguió que el Estado salvadoreño ne- gara conceder los permisos de explotación alEn Guatemala, la transnacional canadiense Proyecto Mina San Sebastián de Commerce/Goldcorp Inc. es propietaria del Proyecto Mar- Sanseb, y al Proyecto El Dorado y la nueva con-lín, ubicada en San Marcos, y el Proyecto Cerro cesión de Exploración del Proyecto Santa RitaBlanco en Jutiapa. El Proyecto Marlín es quizá de Pacific Rim, éstos últimos ubicados en el De-el más emblemático para Guatemala, debido a partamento de Cabañas.las afectaciones ambientales que han generadograves problemas a las comunidades indígenas El Comité Ambiental de Cabañas estaba pre-de la zona. En un estudio realizado en el 2008 ocupado por el uso indiscriminado del agua, re-por la Comisión Pastoral Paz y Ecología (COPAE) curso que es escaso en la zona. El Dorado pre-se encontraron concentraciones de metales pe- tendía consumir 10.4 l/s (900 mil l/día), mismasados en el Río Tzala (aluminio, arsénico y man- cantidad que abastece a una familia promedioganeso) por encima de los rangos permisibles, y durante 20 años. Por otro lado, el río San Se- 19evidencias de afectaciones a la salud pública. bastián es el ícono de la contaminación que haEl Proyecto Cerro Blanco se encuentra a solo dejado la Mina San Sebastián; en éste se vierte15 km de la frontera con El Salvador y a 5 km de manera constante drenaje ácido que conta- mina el río y que ha dejado sin agua potable a los pobladores de la zona.2 “Recolonización y resistencia en Centro Amé-rica”. Un documental de Caracol Producciones, La negativa del Estado salvadoreño trajo susGuatemala. 2011. Filmado en Guatemala, Honduras yEl Salvador. consecuencias sobre la vida de 4 líderes comu-marzo 2012
  20. 20. nitarios, miembros del Comité Ambiental de cuales casi doblan el área total del territorio Cabañas, quienes en el 2009 fueron asesinados. nacional que está actualmente otorgado para Actualmente, valiéndose del tratado de libre proyectos mineros. comercio con EEUU (DR-CAFTA), Pacific Rim y Commerce/Sanseb han presentado demandas El Proyecto Mina El Limón, localizado al noroes- ante el CIADI (Centro Internacional de Arreglo te del país, de la empresa Tritón Minera S.A., y de Diferencias Relativas a Inversiones) por $77 el Proyecto La Libertad, ubicado en el centro- millones y $100 millones de dólares respectiva- norte del país, de la empresa DESMINIC, fue- mente, en contra del Estado salvadoreño. ron comprados en el 2009 por la transnacional B2Gold, las cuales han mantenido su compor- En Honduras, después de los estragos que tamiento como las principales contaminadoras ocasionó el Huracán Mitch (1998), el Congre- del medio en sus zonas de influencia. En el so aprobó una ley en la que se establecía la 2006, una ONG nacional (Centro von Humbol- priorización del uso del agua para el desarro- dt) realizó muestreos de aguas superficiales y llo de proyectos mineros, dejando al recurso subterráneas cercanas a ambos proyectos, en- agua vulnerable a la voluntad de las empresas contrando en las quebradas de Mina El Limón, transnacionales. Es así que Honduras se postula concentraciones de aluminio y manganeso como el país centroamericano con el mayor nú- superiores a los rangos permisibles. En La Li- mero de concesiones y con el área más grande bertad, se hicieron muestreos al río Mico y sus de territorio concesionado para proyectos mi- afluentes, encontrando concentraciones fuera neros (31% del territorio nacional). de los rangos máximos permisibles para alumi- nio, manganeso, zinc, y grasas y aceites. El Proyecto San Martín, ubicado en El Valle de Siria, fue comprado por Goldcorp Inc. en En La Libertad, las autoridades competentes el 2006, y a partir del 2007 inició un proceso procedieron a demandar a la empresa por la de cierre dados los innumerables reclamos por vía administrativa, y se le solicitó al Centro contaminación ambiental y violaciones a los Humboldt y al Centro de Investigación de los derechos humanos. Entre los numerosos daños Recursos Acuáticos (CIRA-UNAN) que realizaran que se le atribuyen, resalta la contaminación análisis de sedimentos en el río Mico, encon- de la mayoría de las fuentes de agua del Valle trando altas concentraciones de plomo, hierro de Siria, generando una epidemia de problemas y zinc. Finalmente, MARENA emitió una resolu- dérmicos producto de la exposición a metales ción para la toma de medidas cautelares y de pesados y se han registrado 150 casos compro- mitigación de daños ambientales, a lo cual no bados de personas con presencia de arsénico se le dio seguimiento. en la sangre. Pero no fue sino hasta el 2010 que el Estado hondureño reaccionó ante esta En el 2009, pobladores del Comité de Desarro- problemática. llo Comarcal de Mina El Limón, interpusieron denuncia ante las autoridades competentes El Proyecto Mina San Andrés, de Minerales de sobre una nueva presa de cola que pretendía Occidente S.A, ubicado dentro del Departa- construir la empresa Tritón en la comunidad mento de Copán, está aún en etapa de explo- San José de la Cañada, así como la contami-20 tación, registrándose denuncias por derrames nación ambiental (aguas, suelos y atmósfera) y de agua cianurada desde el 2006; dichas des- las afectaciones a la salud de los pobladores, la cargas se hacen en las proximidades del río mayoría de los cuales sufren problemas renales Lara, afectando directamente las fuentes de a causa de la mala calidad del agua de consu- agua superficiales de las que se abastecen las mo, deteriorada por la explotación minera. En comunidades cercanas a la mina. función de ello, el Ministerio del Ambiente pre- sentó una demanda en contra de Tritón Minera, En Nicaragua, existen más de 260 concesiones emitiendo una resolución en la que se mandaba mineras otorgadas, y 95 nuevas solicitudes, las a tomar medidas precautorias y de mitigación 473
  21. 21. por los daños ambientales ocasionados, a la Proyecto en estado de abandono, sin accionescual no se lo dio seguimiento. Pese a una se- de remediación del terreno concesionado, aun-rie de medidas legales que tomó la comunidad, que B2Gold asegura estar en una etapa de re-recurriendo incluso ante la Corte Suprema de cuperación para la reanudación de actividades.Justicia, la que continúa sin pronunciarse, laPresa de Cola San José ya culminó su faceta de El Proyecto Minero Crucitas, uno de los másconstrucción y la empresa minera se encuentra emblemáticos de la lucha anti minera poren pleno uso de la misma. parte de organizaciones ambientalistas de Ni- caragua y Costa Rica, le pertenece a la em-Otro sitio de concentración de proyectos mi- presa Industrias Infinito S.A., subsidiaria de laneros en Nicaragua se ubica en el Distrito Mi- compañía Infinito Gold Limited de origen ca-nero de Siuna, Bonanza y Rosita, ubicado en la nadiense. Luego de una ardua campaña antiRegión Autónoma del Atlántico Norte de Nica- minera por parte de UNOVIDA (Unión Norteragua, denominado Triángulo Minero. La pro- por la Vida), ACAME (Alianza Centroamericanapietaria es la empresa de propiedad trinacional frente a la Minería Metálica) y los(as) líderesHEMCO, de capital canadiense, estadounidense comunitarios(as) del norte y el sur de Nicara-y nicaragüense, conocida como HEMCONIC. gua, el 30 de noviembre 2011 fue finalmente anulado por la Sala I de la Corte Suprema deLa presa de cola del proyecto fue construida Justicia, la cual confirmó por unanimidad lasobre la microcuenca Concha Urrutia, al sures- sentencia del Tribunal de lo Contencioso Ad-te del casco urbano. En el 2009, la presa pre- ministrativo que dejó sin efecto la concesión ysentó los primeros problemas a raíz de un sismo ordenó a la empresa pagar una indemnizaciónde 6.4 en la escala de Richter, que provocó el por daño ambiental. Fue parte de la orden in-rompimiento de una sección de la tubería de vestigar las implicaciones del ex Presidentebombeo de las aguas residuales. Este hecho se Oscar Arias y otros funcionarios del Estado queagravó con otro sismo a inicios del 2010, esta se vieron involucrados en las gestiones ilega-vez de 4.3 en la escala de Richter, generando les de la empresa Industrias Infinito S.A.grietas a la estructura de 1 cm de espesor ensentido longitudinal. Las aguas residuales de En definitiva, los proyectos mineros en Centro-esta presa de cola afectarían al Río Concha américa se comportan de manera similar, ubi-Urrutia, Río Tuqui, a su vez al Río Bambana, y cándose estratégicamente en los afloramientosal Prinzapolka, mismos que desembocan en el de los ríos, afectando cuencas hidrográficas deMar Caribe. vital importancia para la población; pasan por alto requerimientos técnicos y violentan lasEn Costa Rica, se encuentra la Mina Bella Vista, incipientes leyes ambientales, y no se hacenubicada al noreste de Miramar de Montes de responsables por las afectaciones ambientalesOro, en Puntarenas, siendo un ejemplo ícono y sociales. Las consecuencias de la minería sonde la irresponsabilidad por parte de las empre- irreversibles, afectan y afectarán a generacio-sas, una vez que el proyecto es abandonado. nes que estarán condenadas a un restringidoEn el 2000, funcionarios públicos de la Direc- acceso al recurso agua en calidad y cantidad,ción de Geología y Minas, en una interpretación así como a la exposición a contaminantes comomanipulada de la ley, otorgaron autorización al los metales pesados, limitando sus capacidades 21cambio de extracción de túneles a cielo abier- de desarrollo, generalizando la pobreza y par-to, sin cumplir con los trámites señalados por ticularizando las ganancias.esa Dirección. La empresa Glencairn Gold sus-pendió operaciones en julio de 2007, productode un problema de deslizamiento de terreno Tania Sosa es ingeniera en Calidadque sufrió el área de extracción del proyecto. Ambiental; trabaja en el CentroEn octubre 2007, Glencairn Gold fue compra- Humboldt, Nicaragua, como oficial deda por la transnacional B2Gold, obteniendo un industrias.marzo 2012

×