Successfully reported this slideshow.
We use your LinkedIn profile and activity data to personalize ads and to show you more relevant ads. You can change your ad preferences anytime.

Introduccion a la Biblia

16,703 views

Published on

Introduccion a la Biblia - IBP

Published in: Spiritual

Introduccion a la Biblia

  1. 1. Introducción a la Biblia 0
  2. 2. Introducción a la BibliaINSTITUTO BIBLICO PENTECOSTAL SEMESTRE I FUNDACIÓN EDUCACIÓN CRISTIANA PENTECOSTAL Iglesia Pentecostal Unida de Colombia 1
  3. 3. Introducción a la Biblia Recopilado por INSTITUTO BIBLICO PENTECOSTAL Institución de formación Teológica Adscrita al ÁREA DE EDUCACIÓN TEOLÓGICA De la FUNDACION EDUCACION CRISTIANA PENTECOSTAL Y la Iglesia Pentecostal Unida de Colombia Nota AclaratoriaEste material es el producto de varios años de recopilaciones hechas por varias personas, haciendo uso de diversas fuentes, autores y páginas web La Ejecución de Este proyecto estuvo coordinada por HONORABLE CONSISTORIO DE ANCIANOS Iglesia Pentecostal Unida de Colombia (IPUC) Rev. FERNANDO LOPEZ PIMIENTO Director General Dpto. Educación Cristiana IPUC La Dirección General de este proyecto estuvo a cargo de Rev. JOSE IGNACIO SIERRA BONILLA Director Nacional Educación Teológica IPUC La Revisión y diseño instruccional de este proyecto estuvo a cargo de Lic. Edison Andrés Betancourt Duarte Coordinador Grupo pedagógico nacional IBP La revisión, redacción y adaptación pedagógica de este módulo estuvo a cargo de Hno. MIGUEL ANGEL LOZANO OYOLA Pastor IPUC Revisión de estilo VICTORIA MEDINA GUZMÁN A Dios gracias por su infinita Bondad y misericordia Por su respaldo incondicional a este proyecto Y por la inspiración que nos ha dado Porque de Él dependemos siempre 2
  4. 4. Introducción a la BibliaINTRODUCCION 7LOGRO GENERAL 9LECCIÓN NO. 1 11GENERALIDADES DE LA BIBLIA 11Indicadores de Logro 11Saberes Previos 11Desarrollo de la lección 11Significado de la palabra Biblia 11Contenido y autoridad 12El mensaje de la biblia 13La biblia, palabra de Dios 14Arqueología bíblica 16En resumen 17Actividad de Auto aprendizaje extra clase 18LECCIÓN NO. 2 19LOS MATERIALES 19Indicadores de Logros 19Saberes Previos 19Desarrollo de la lección 19Piedra 19Tablas de escribir 20Tablillas de arcilla 20El papiro 21El cuero y el pergamino 21Óstraca 21Instrumentos para escribir 22Formas de los documentos 23En resumen 25Actividad De Auto aprendizaje Extra clase 25 3
  5. 5. Introducción a la BibliaLECCIÓN NO. 3 27LOS IDIOMAS DE LA BIBLIA 27Indicadores de Logro 27Saberes Previos 27Desarrollo de la lección 27HEBREO 27GRIEGO 28EL IDIOMA DE JESÚS 29En Resumen 31Actividad de Auto aprendizaje Extra clase 31LECCIÓN NO. 4 33FUENTES DEL TEXTO BÍBLICO 33Indicadores de Logro 33Saberes Previos 33Desarrollo de la lección 33REVELACIÓN 33INSPIRACIÓN 34LA ILUMINACIÓN 36En Resumen 38Actividad de Auto aprendizaje Extra clase 39LECCIÓN NO. 5 41DIVISIONES DE LA BIBLIA 41Indicadores de Logro 41Saberes Previos 41Desarrollo de la lección 41CLASIFICACIÓN DE LOS LIBROS DEL ANTIGUO TESTAMENTO 44CLASIFICACIÓN DE LOS LIBROS DEL NUEVO TESTAMENTO 47En Resumen 49Actividad de Auto-aprendizaje Extra-clase 49LECCIÓN NO. 6 51EL CANON DE LA BIBLIA 51Indicador de Logro 51Saberes Previos 51Desarrollo de la lección 51Proceso de «canonización» 53La Septuaginta: el canon griego 55El Antiguo Testamento griego 57La iglesia y el canon 58Canon del Nuevo Testamento 62Religión y texto sagrado 62La historia del texto, la transmisión del texto y la formación del canon 63 4
  6. 6. Introducción a la BibliaEl canon 67En Resumen 72Actividad de Auto-aprendizaje Extra-clase 72LECCIÓN NO. 7 73LIBROS APÓCRIFOS. 73Indicadores de Logro 73Saberes Previos 73Desarrollo de la lección 73¿QUE ES APOCRIFOS? 73EVIDENCIAS EXTERNAS DEL CANON 74¿POR QUÉ NO SON CANONICOS? 77ENUMERACIÓN Y EXPLICACIÓN 77En Resumen 81Actividad de Auto aprendizaje extra clase 81LECCIÓN NO. 8 83ANÁLISIS DE LAS DIFERENTES VERSIONES DE LA BIBLIA 83Indicadores de Logro 83Saberes Previos 83Desarrollo de la lección 83VERSIONES DE LA BIBLIA 83El Resumen 96Actividad De Auto aprendizaje Extra clase 96Autoevaluación 97Glosario 100BIBLIOGRAFÍA 101 5
  7. 7. Introducción a la Biblia 6
  8. 8. Introducción a la Biblia INTRODUCCION―Toda la Escritura es inspirada por Dios, y útil para enseñar, parareargüir, para corregir, para instruir en justicia, a fin de que elhombre de Dios sea perfecto, enteramente preparado para todabuena obra‖2ª Timoteo 3:16Este módulo contiene la información necesaria para llevar al lectora un aprendizaje sobre la forma como está compuesta la Biblia.Considerando la gran necesidad que hay en el pueblo de Dios deaferrarse al conocimiento estructural bíblico, para obtener unamejor comprensión de forma literal y hallar una coherencia bíblicaen cada uno de sus relatos. De esta forma evitamos la presenciade malas interpretaciones que diversas sectas asumen acerca dela historicidad bíblica.También tratamos de dar explicación al orden consecutivo quellevan los libros en su lógica secuencial, ya que este orden no esproducto de una decisión al azar o que tal vez carezca deargumentos valederos, al contrario las razones por las cuales elorden de los libros bíblicos aparecen de esta forma y no de otra,procura presentar la armonía literal que es necesaria paracomprender el mensaje central de la Biblia, la salvación del serhumano. 7
  9. 9. Introducción a la Biblia 8
  10. 10. Introducción a la Biblia Logro GeneralDar a conocer al alumno del instituto bíblicocomo fue constituida la biblia como palabrade Dios, por medio de un estudio abordadodesde sus origines desarrollado en formacronológica a través del tiempo. Con el finde que el estudiante pueda adquirir undominio conceptual más amplio de lo quehoy conocemos como la biblia o sagradasescrituras. 9
  11. 11. Introducción a la Biblia 10
  12. 12. Introducción a la Biblia LECCIÓN No. 1 Describir la forma como se conformo la biblia. Identificar el mensaje esencial de la palabra de Dios.¿Cuál es el mensaje central de la palabra de Dios?¿Cuáles son las actividades que abarca la arqueología bíblica?El término Biblia llegó al latín del griego biblia o ‗libros‘, formadiminutiva de byblos, el término para ‗papiro‘ o ‗papel‘ que seexportaba desde el antiguo puerto fenicio de Biblos. En la edadmedia, los libros de la Biblia eran considerados como una entidadunificada. El uso cristiano más antiguo de la biblia (‗los libros‘) en 11
  13. 13. Introducción a la Bibliaeste sentido se encuentra, según se cree, en 2 Clemente 14:2 (ca.150 d.C.): ―los libros y los apóstoles declaran que la iglesia… haexistido desde el principio.‖ Cf. Dn. 9.2, ―yo Daniel miréatentamente en los libros‖, donde la referencia está vinculada alcorpus de escritos proféticos del AT. El gr. biblion (del que biblia esel plural) es un diminutivo de biblos, que en la práctica denotacualquier tipo de documento escrito, pero originalmente undocumento escrito sobre papiro (gr. byblos; cf. el puerto fn. deBiblos, por el que en la antigüedad se importaba el papiro desdeEgipto).Un término sinónimo de ―la Biblia‖ es ―los escritos‖ o ―lasEscrituras‖, usado frecuentemente en el NT para hacer referencia alos documentos del AT en conjunto o en parte; cf. Mt. 21.42,―¿Nunca leísteis en las Escrituras?‖; el pasaje paralelo de Mr. 12.10tiene el singular, referido al texto particular que se cita, ―¿Ni aunesta escritura habéis leído?‖; 2 Ti. 3.15, ―las Sagradas Escrituras‖,vv. 16, ―toda la Escritura es inspirada por Dios‖. En 2 P. 3.16―todas‖ las epístolas de Pablo están incluidas junto con ―las otrasEscrituras‖, expresión que incluye los escritos del AT, yprobablemente también los evangelios. Tanto el AT como el NT latawrat y el injé÷l se reconocen en el Corán (Sura 3) comorevelaciones divinas anteriores. El AT en hebreo es la Biblia judía.El Pentateuco en hebreo es la Biblia samaritana.Entre los cristianos, para quienes el AT y el NT constituyenjuntamente la Biblia, no hay acuerdo completo en cuanto a sucontenido. Algunas ramas de la iglesia siriaca no incluyen 2 Pedro,2 y 3 Juan, Judas, ni Apocalipsis en el NT. Las confesiones romanay griega incluyen varios libros en el AT además de los que formanla Biblia hebrea; estos libros adicionales formaban parte de laSeptuaginta cristiana. Aunque se incluyen, junto con uno o doslibros más, en la Biblia protestante inglesa completa, la Iglesia deInglaterra (igual que la iglesia luterana) sigue a Jerónimo cuandosostiene que pueden ser leídos ―para ejemplo de vida e instrucciónde costumbres; pero no se aplican para establecer ningunadoctrina‖ (Artículo VI). Otras iglesias reformadas no les acuerdanvalor canónico alguno (* APÓCRIFOS). La Biblia etíope incluye 1Enoc y el libro de Jubileos. 12
  14. 14. Introducción a la BibliaEn las confesiones romana y griega, y en otras confesionesantiguas, la Biblia, juntamente con la tradición viviente de la iglesiaen algún sentido, constituyen la autoridad última. En las iglesias dela Reforma, por otra parte, la Biblia sola es la corte final deapelación en asuntos de doctrina y práctica. Así el Artículo VI de laIglesia de Inglaterra afirma: ―La Sagrada Escritura contiene todo lonecesario para la salvación: de manera que nada de lo que no selee en ella, ni pueda. Probarse mediante ella, debe exigírsele aningún hombre para que sea aceptado como artículo de la fe, niconsiderarse como requisito o como necesario para la salvación.‖En este mismo sentido la Confesión de fe de Westminster (1. 2)enumera los 39 libros del AT y los 27 del NT como ―todos… dadospor inspiración de Dios, para ser la regla de fe y vida‖.La Biblia ha representado, y sigue representando hoy, un papelnotable en la historia de la civilización. Muchas lenguas tienenforma escrita gracias al hecho de que se les ha ideado un alfabetoa fin de que la Biblia, en su totalidad o en parte, pudiese sertraducida a dichas lenguas y publicada en forma escrita. Y esto noes más que una pequeña muestra de la misión civilizadora de laBiblia en el mundo. Esta misión civilizadora es resultado directo delmensaje central de la Biblia. Puede parecer sorprendente que sepueda hablar de un mensaje central en una colección de escritosque refleja la historia de la civilización en el Cercano Oriente a lolargo de varios milenios. Pero tiene un mensaje central en efecto, yes el reconocimiento de este hecho lo que ha llevado a considerara la Biblia como un libro, y no simplemente una colección de libros(así como el plural griego biblia (―libros‖) se convirtió en el singularlatino biblia (―el libro‖). El mensaje central de la Biblia es la historiade la salvación, y a través de ambos testamentos tres hilos puedendistinguirse en el desenvolvimiento de dicha historia:1. El portador de la salvación.2. El camino de salvación.3. Los herederos de la salvación.Esto podría expresarse en función del concepto del pacto, diciendoque el mensaje central de la Biblia es el pacto de Dios con loshombres, y que los hilos lo constituyen el mediador del pacto, labase del pacto, y el pueblo del pacto. Dios mismo es el Salvador desu pueblo; es él quien confirma su misericordia para con ellos de 13
  15. 15. Introducción a la Bibliaconformidad con el pacto. El portador de la salvación, el mediadordel pacto, es Jesucristo. El camino de salvación, la base del pacto,es la gracia de Dios, que provoca en su pueblo una respuesta de fey obediencia. Los herederos de la salvación, el pueblo del pacto,están constituidos la iglesia de Jesucristo.La continuidad del pueblo del pacto entre el AT y el NT estáoscurecida para el lector de las versiones bíblicas corrientes,porque ―iglesia‖ es una palabra exclusivamente neo testamentariay, naturalmente, el lector piensa que se trata de algo que comenzóen el período del NT. Pero el lector de la Biblia griega no seencontraba con ninguna palabra nueva cuando leía ekkleµsiaen elNT; ya la había visto en la LXX como una de las palabras utilizadaspara denotar a Israel como la ―asamblea‖ de Yahvéh. Por ciertoque en el NT tiene un significado nuevo y más completo. Jesús dijo―edificaré mi iglesia‖ (Mt. 16.18), porque el pueblo del pacto viejotenía que morir con él a fin de resucitar con él a nueva vida, vidanueva en la que desaparecían las restricciones nacionales. Pero élprovee en sí mismo la continuidad vital entre la vieja Israel y lanueva, y sus fieles seguidores eran tanto el remanente justo de laantigua como el núcleo de la nueva. El Yahvéh-siervo y su pueblo-siervo ligan entre sí los dos testamentos. El mensaje de la Biblia esel mensaje del único Dios al hombre, comunicado ―muchas veces yde muchas maneras‖ (He. 1.1), y finalmente encarnado en Cristo.Así, ―la autoridad de la sagrada escritura, por la que debe seraceptada y obedecida, no depende del testimonio de ningúnhombre o iglesia, sino enteramente de Dios (quien es la verdadmisma), el autor de ella; y por lo tanto ha de ser recibida, porque esla palabra de Dios‖.La otra respuesta no se contenta con explicar el significado de unapalabra, sino que da otro paso y trata de penetrar más en larealidad profunda de la Biblia: la Biblia es la Palabra de Dios. En laBiblia se encuentran mensajes de los profetas, palabras de Jesús ytestimonios de los apóstoles. Los profetas, Jesús y los apóstolesactuaron y hablaron en distintas épocas y en circunstancias muydiversas. Pero todos anunciaron la Palabra de Dios. Los profetasse presentaron como testigos y mensajeros de la Palabra, y así loexpresaron muchas veces de manera inequívoca, por ejemplo,cuando introducían sus mensajes con la frase: «Así dice el Señor». 14
  16. 16. Introducción a la Biblia(Cf. Jer 1.9–10a: «Entonces el Señor extendió la mano, me tocó loslabios y me dijo: ‗Yo pongo mis palabras en tus labios‘».) Despuésde haber comunicado su Palabra por medio de los profetas, Diosse manifestó en carne, como lo expresa la Carta a los Hebreos(1.1–2): «En tiempos antiguos Dios habló a nuestros antepasadosmuchas veces y de muchas maneras por medio de los profetas.Ahora, en estos tiempos últimos, nos ha hablado por su Hijo».Jesucristo, Dios hecho carne (Jn 1.14), dio testimonio del Padre (Jn1.18; cf. Mt 11.27), y envió a sus discípulos diciéndoles: «El que losescucha a ustedes, me escucha a mí; y el que los rechaza austedes, me rechaza a mí; y el que me rechaza a mí, rechaza alque me envió» (Lc 10.16).Los apóstoles, a su vez, fueron testigos oculares y servidores de laPalabra (Lc 1.2). Ellos fueron elegidos de antemano por Dios (Hch10.41–42), y a ellos se les confió la misión de anunciar la Palabrade Dios y el Nombre de Jesús a todo el mundo (Mc 16.15).Este mensaje de los profetas, de Jesús y de los apóstoles fueluego consignado por escrito, y así nació la Biblia, que es laPalabra de Dios encarnada en un lenguaje humano. Ella, comoJesucristo, es plenamente Divina y plenamente humana, sin que lodivino ceda en detrimento de lo humano, ni lo humano de lo divino.Ahora bien: la palabra es la acción de una persona que expresaalgo de sí misma y se dirige a otra para establecer unacomunicación.La Palabra de Dios posee un contenido: Es la buena noticia porexcelencia, el Evangelio de la salvación. Así puede apreciarse, porejemplo, en los pasajes siguientes:«Oye, Israel: El Señor nuestro Dios es el único Señor.Ama al Señor tu Dios con todo tu corazón, con toda tu alma y contodas tus fuerzas». (Dt 6.4–5)«Ama a tu prójimo como a ti mismo». (Lv 19.18; Ro 13.9)«Si con tu boca reconoces a Jesús como Señor, y con tu corazóncrees que Dios lo resucitó, alcanzarás la salvación». (Ro 10.9) 15
  17. 17. Introducción a la BibliaEstos tres pasajes expresan contenidos fundamentales delmensaje bíblico, como son el mandamiento principal (cf. Mt 22.34–40) y la profesión de fe en Cristo (cf. 1 Co 15.1–7).Pero no basta escuchar con los oídos, porque la Palabra de Diosinterpela, quiere ser acogida interiormente, reclama una respuesta.Esa respuesta es la fe. Mediante la fe, que acoge el mensaje de laPalabra, se realiza el encuentro con el Dios viviente. Y estarespuesta de la fe hace que la Palabra de Dios - creída,proclamada y vivida individual y eclesialmente- llegue a ser unafuerza eficaz en la historia.La Palabra de Dios es también eficaz: «…tiene vida y poder. Esmás aguda que cualquier espada de dos filos, y penetra hasta lomás profundo del alma y del espíritu, hasta lo más íntimo de lapersona;…» (Heb 4.12).Esta Palabra tiene tanta eficacia porque Dios actúa desde elexterior y también en el interior de las personas. A diferencia de losseres humanos, que sólo disponen de la fuerza expresiva ysignificativa del lenguaje, el Espíritu de Dios penetra en el interiorde las personas y allí realiza su acción más profunda.Para referirse a esta eficacia, la Escritura habla de una revelaciónespecial (Mt 11.25), de una luz que Dios hace brotar en nuestrocorazón (2 Co 4.6), y de una atracción interior (Jn 6.44).Por el poder del Espíritu Santo, Dios puede infundir en el espírituhumano una luz que lo incline a aceptar confiadamente eltestimonio divino. La iniciativa parte siempre de Dios. De élproceden el mensaje de la salvación y la capacidad para dar unarespuesta de fe a ese mensaje.La arqueología recobra el pasado de pueblos y culturas anterioresa nosotros por medio del descubrimiento, registro, estudiosistemático e interpretación de los materiales existentes que nosdejaron. Estos materiales consisten en variados tipos dedocumentos escritos, objetos de la vida cotidiana y testimonios noescritos de distintas épocas y culturas. 16
  18. 18. Introducción a la BibliaAbarca, por lo tanto, dos actividades:1. Descubrimiento.2. interpretación.La meta de ambas es comprender la vida y el tiempo de losindividuos y comunidades de un lugar particular. En este trabajo dedescubrimiento e interpretación, la arqueología nos ofrece, por unlado, una corroboración general del contexto histórico y cultural dela Biblia; por el otro, nos ofrece una corroboración particular deelementos específicos narrados en la Biblia.Casi todos los principales arqueólogos bíblicos coinciden enseñalar que el propósito principal de la arqueología no es nidemostrar, ni probar, ni defender a la Biblia y sus enseñanzas. Elobjetivo es entenderla mejor. «El aporte de la arqueología alestudio de la Biblia es que arroja luz sobre el escenario histórico ycultural en que tienen lugar los sucesos que indican la intervenciónde Dios al desenvolverse sus planes para la redención delhombre». De modo que el propósito principal de la arqueología, enlos estudios bíblicos, no es confirmación sino iluminación. Elobjetivo es entender la Biblia, no defenderla. La arqueologíacumple en realidad su propósito cuando amplía nuestroconocimiento del contexto histórico y cultural en el cual unacontecimiento o relato bíblico se coloca. «La arqueología nos hadado, ante todo, un fuerte sentido de la realidad histórica de lossucesos y los personajes de la Biblia». La historia, con la ayuda dela arqueología, planta sus pies en el suelo.Para concluir podemos decir, que la biblia desde su origenpresenta el portador del mensaje, el camino de la salvación y losherederos de la salvación. Narrando los pactos de Dios con elhombre, y aunque en la biblia encontramos que sus escritoresfueron profetas, apóstoles y el señor Jesús, entre muchos. Todosellos hablaron la palabra de Dios. El mensaje de la Biblia es elmensaje del único Dios al hombre, comunicado ―muchas veces yde muchas maneras‖ (He. 1.1), y finalmente encarnado en Cristo.Así, ―la autoridad de la sagrada escritura, por la que debe ser 17
  19. 19. Introducción a la Bibliaaceptada y obedecida, no depende del testimonio de ningúnhombre o iglesia, sino enteramente de Dios (quien es la verdadmisma), el autor de ella; y por lo tanto ha de ser recibida, porque esla palabra de Dios‖. Realice un ensayo sobre esta lección. 18
  20. 20. Introducción a la Biblia LECCIÓN No. 2 Enumerar los diferentes materiales con los cuales se escribió la biblia. Describir los diferentes instrumentos y tipos de documentos en los tiempos que se escribió la biblia.¿Cuales el son los diferentes materiales en que se escribió lapalabra de Dios?Casi cualquier superficie suave se utilizaba para escribir.Se grababan inscripciones en la superficie de piedras o rocas (Job19.24), y los textos para monumentos se inscribían en estelas,obeliscos, o superficies de acantilados preparados (p. ej. 19
  21. 21. Introducción a la Bibliainscripción sepulcral heb. SEBNA, IBA SEBNA, IBA. 53, cf. 43,48). Las superficies más blandas o rugosas podían cubrirse conuna capa de cal, antes de su inscripción, como en Egipto, y en laspiedras de los altares (Jos. 8.32; Dt. 27.2s). Para los textos reales,conmemorativos o religiosos, y para las copias públicas de edictoslegales, normalmente se usaban tablillas de piedra (HAMURABIHAMURABI). Tablillas de piedra rectangulares de este tipo,aparentemente de no más de 45 x 30 cm., se usaron para los diezmandamientos (Ex. 32.16). Dichas tablillas (fueron ―escritas con eldedo de Dios‖ o la ―escritura de Dios‖, lo que generalmente se tomacomo indicación de que se trataba de una escritura clara bienhecha, a diferencia de los garrapatos del hombre. La palabra―tablilla‖ (luÆah luÆah) probablemente describe la forma(rectangular) más bien que el material, y no hay ningunacertidumbre de que en el AT denote tablilla de arcilla, aun cuandose sabe del uso de ellas en Palestina en el 2º milenio a.C.Las tablas empleadas por Isaías (Is. 30.8) y Habacuc (2.2) puedenhaber sido tablas hechas de madera o marfil con una depresiónpara acomodar una superficie de cera. Tales tablas, generalmentecon bisagras para formar un díptico o un políptico, podían usarsepara escribir con cualquier tipo de letra. La hoja suelta se llamaba―puerta‖, término empleado para una columna de escritura también(Jer. 36.23, ―planas‖). La más antigua que se ha encontrado hastaahora, en Nimrud, Asiria, está inscripta con una larga composiciónde 6000 líneas fechada ca. Del 705 a.C. (Iraq 17, 1955, pp. 3–13) yes un tipo que aparece también en las esculturas en uso por losescribas para las notas de campo. Tablas similares, predecesorasde las pizarras escolares, se usaron con frecuencia en tiempos gr.y rom. (Lc. 1.63; pinakidion, pequeña tablilla de escribir).El ―adobe‖ utilizado por Ezequiel (4.1) probablemente fuera dearcilla, similar a las tablillas utilizadas para planos y mediciones enBabilonia, aunque esta palabra podía usarse para describircualquier teja plana. La ―tabla‖ grande en la que tenía que escribirIsaías con ―estilo de hombre‖ (por oposición a la tabla del escribaexperto era una lámina o ―superficie en blanco‖ de un material noespecificado (Is. 8.1). 20
  22. 22. Introducción a la BibliaEl papiro no se menciona directamente en el AT como materialpara escribir. Sin embargo, se obtenía en Fenicia, el lago Hulé, y elJordán (PAPIROS) desde las SS. XI a.C. en adelante, y su usoestá comprobado por las marcas en los reversos de impresiones desellos originalmente adheridas a esta substancia perecedera (p. ej.el reverso del sello de GEDALÍAS). Un ejemplo de escritura hebreaantigua en papiro se encontró en una cueva cerca del mar Muerto.El papiro se empleó extensamente en Egipto en todos los períodos,y se encontraron papiros entre los rollos del *mar Muertopertenecientes al período que va del ss. II a.C. al II d.C. La ―cañadel papel‖ de Isaías, aun cuando posiblemente sea una referenciaindirecta al papiro, se interpreta mejor como ―lugar desnudo‖ (vss.cast. en gral. ―pradera‖, ―prado‖). El ―papel‖ empleado por Juan (2Jn. 12) probablemente fuera papiro.El cuero se usaba a veces en Egipto para llevar registros detrabajo, porque la tinta podía eliminarse para volver a usar lasuperficie. Por lo menos durante el período persa en Babilonia sepreparaban pieles para escribir porque allí no crecía el papiro. Losisraelitas seguramente disponían de pieles de cabras y de ovejas, ysu uso para hacer copias de los textos bíblicos en el período neotestamentario.Los tiestos u óstraca constituían también materiales de escrituracomunes, por cuanto su bajo costo y su disponibilidad los hacíanmuy útiles para escribir memorandos breves con pluma o pincel ytinta. Tiestos de esta clase se han recuperado en cantidadesconsiderables en Palestina, y son prácticamente indestructibles, amenos que se borrase la tinta. Del período de la monarquía se hanencontrado alrededor de 240.La cerámica a veces se inscribía con caracteres antes o despuésde ser sometida al horno. Generalmente proporcionan el nombredel propietario o el contenido o la capacidad del recipiente. 21
  23. 23. Introducción a la Biblia1. Los cinceles y buriles metálicos para grabar en piedra, metal,marfil, o arcilla existían en abundancia. El ―cincel‖ o ―punzón‖ usadopor Jeremías (17.1) con su punta de ―hierro‖ se ha interpretado enel sentido de que se usaba ya sea para escribir con una ―pluma‖blanda o como punta dura (esmeril [?]) para escribir sobre hierro,plomo, u otra superficie dura Job 19.24. Ninguno de los muchosinstrumentos con punta excavados hasta ahora puede establecerseincuestionablemente como destinado a escribir caracteres lineales.La ―pluma… de los escribas‖ (Jer. 8.8) utilizada para escribir continta sobre óstraca, papiro, u otras superficies suaves era una caña,partida o cortada, para que obrase como pincel. En el antiguoEgipto dichas plumas se cortaban de los juncos de 15–40 cm. delargo, y la punta se recortaba para darle forma de cincel plano, a finde que los trazos gruesos o finos se pudieran hacer con los ladosanchos o angostos según el caso. En la época grecorromana lascañas se cortaban en punta y se tajaban como plumas de ave. Elestilo utilizado para escribir con la escritura cuneiforme era unacaña con extremo cuadrado.2. La tinta era generalmente un carbón (vegetal) negro, mezcladocon resina o aceite para uso en pergamino, o con una sustanciametálica para papiro. Se lo conservaba en forma de torta seca en laque el escriba hundía su pluma humedecida. La tinta de los óstracade Laquis era una mezcla de carbón y hierro (tal como la que seobtiene de las agallas del roble o de la caparrosa). Los romanosusaban también el jugo de la jibia, el que, como la mayoría de lastintas, podía borrarse fácilmente mediante lavado (Nm. 5.23), oraspando con el ―cortaplumas‖ (Jer. 36.23, heb ‗cuchillo de escriba‘)que normalmente se usaba para recortar o cortar plumas o rollos.La tinta usada por Pablo (2 Co. 3.3) y Juan (2 Jn. 12) se designasimplemente ―negro‖ (melan).3. El ―tintero‖ (Ez. 9.2–3, 11; heb. qeset_) podría ser la paleta, latabla de madera, rectangular y angosta, con una larga acanaladurapara contener las plumas de junco, y huecos circulares para lastortas de tinta negra y roja. 22
  24. 24. Introducción a la BibliaTablillasLos documentos de arcilla en los que se inscribía con la escrituracuneiforme varían en tamaño (alrededor de 6 mm de lado hasta 45x 30 cm.), según la cantidad de espacio requerida por el texto. Lainscripción, de izquierda a derecha, se hacía en líneas (a vecesrayadas) a lo largo del anverso (lado plano), siguiendo el bordeinferior, luego seguía del reverso (lado convexo) por los bordessuperior e izquierdo. Cuando se necesitaba más de una tablillapara completar el trabajo cada texto en la serie se ligaba medianteuna frase vinculadora y colofónLos contratos con frecuencia se guardaban en un sobre de arcillaen el que se repetía el texto y se colocaban los *sellos de lostestigos. Las inscripciones históricas o conmemorativas másgrandes se escribían en prismas de arcilla, o en cilindros con formade barriles, que a menudo se colocaban como depósitos en lasfundaciones. Las tablillas o tablas de escribir de madera variabantanto en tamaño como en el número de hojas, según la necesidad.El rolloLa forma usual del ―libro‖ de la época bíblica era un rollo de papiro,cuero, o pergamino, en el que había texto escrito ―por delante‘(recto) y, cuando se hacía necesario, continuaba ―por detrás‖(verso), como lo describe Ezequiel (2.10). A veces se le daba elnombre de ―rollo del libro‖; Sal. 40.8; Ez. 2.9); la LXX (B) de Jer.36.2, 4 supone el uso de papiro. El término para rollo no esnecesariamente un término tardío en heb. (BDB), y es probable quela tradición judía que exigía que las copias de la ley se hiciesen enun rollo de cuero refleje una costumbre más antigua.El heb. seµfer, traducido generalmente ―libro‖ en °VRV2, podríareferirse a un rollo (así °VRV2 en Is. 34.4, correctamente). Denotacualquier documento en pergamino o papiro) y significa un ―escrito,documento, misiva, o libro‖. Es sinónimo del término para ―carta‖, yse usaba también para una carta u orden del rey (2 S. 11.14; 2 R.5.10; 10.1; Is. 37.14) o decreto publicado (Est. 1.22).seµferseµfer, como término general para la escritura, se usa conreferencia a la comunicación del profeta (Jer. 25.13; 29.1; Dn. 23
  25. 25. Introducción a la Biblia12.4); al certificado legal de divorcio (Dt. 24.1; Jer. 3.8; Is. 50.1); alcontrato relacionado con la compra de propiedad inmueble (Jer.32.11); o a los sumarios judiciales (Job 31.35). También denota unregistro general (Neh. 7.5; Gn. 5.1), un pacto (Ex. 24.7) o libro de laley (Dt. 28.61; Jos. 8.31), un libro de poemas (Nm. 21.14; Jos.10.13), además de colecciones de datos históricos (1 R. 11.41;14.19; 1 Cr. 27.24; 2 Cr. 16.11; 25.26). Una vez ―los libros‖ serefiere a las escrituras canónicas de la época (Dn. 9.2). Se refiere alos registros divinos (Sal. 69.28; 139.16; Mal. 3.16; Ex. 32.32; Dn.12.1), y una vez al conocimiento libresco en general (Is. 29.11; cf.Dn. 1.4). Esta palabra y sus cognados era corriente consignificados similares en los textos de *Ugarit, y seµfer, ‗escriba‘,aparece como préstamo en Egipto durante el ss. XIII a.C.El rollo, como las tablas de escribir y las tablillas de arcilla, seinscribía con tantas columnas como hiciera falta (Jer. 36.23), y porlo tanto podía tener cualquier longitud.En la época del NT el ―libro‖ (biblion) era un rollo como el que seusaba para la ley (Mr. 12.26; Lc. 4.17–20). Se enrollaba (Ap. 6.14),y estaba formado por secciones de *papiro, del que se usaba lacorteza interior (byblos). Como el heb. seµfer, el gr. biblion se podíausar con referencia a cualquier forma (incluso no especificada) dedocumento escrito, incluyendo listas de inscripción (Fil. 4.3; Ap.13.8). ―Los libros‖ (plural la biblia; Jn. 21.25; 2 Ti. 4.13, de allínuestra ―Biblia‖) se convirtió con el tiempo en el término para lacolección total de las Escrituras. Para hacer referencia a un rollopequeño se usaba la palabra biblaridion (Ap. 10.2, 8–10).El códiceAlrededor del ss. II d.C. el rollo comenzó a ser reemplazado por elcódice, colección de hojas de material de escribir plegadas yaseguradas en un extremo, y con frecuencia protegidas porcubiertas. Este fue un paso importante en el proceso de creacióndel ―libro‖ moderno, y se basaba en la forma física de la escrituraen tablillas. Al principio estos anotadores de papiro o pergamino seusaron poco para la literatura pagana, pero se usaron en Palestina,y especialmente en Egipto, para escritos bíblicos, donde laadaptación del ―formato del códice para recibir todos los textostanto del AT como del NT utilizados en las comunidades cristianas. 24
  26. 26. Introducción a la BibliaSe completó, hasta donde puedan determinarlo las pruebasdocumentales con las que se cuenta hasta ahora, antes de lafinalización del ss. II, si no antes‖. Fuera de los círculos cristianos elformato del códice tuvo aceptación general en el ss. IV d.C. Hastase ha sugerido, aunque no está probado, que dicho formato fueideado por los cristianos primitivos debido a la facilidad paratransportarlos y consultarlos. Por cierto que los membrana pedidospor Pablo (2 Ti. 4.13) pueden haber constituido un anotador depapiro con sus propios discursos u otros escritos o, másprobablemente, algún escrito cristiano primitivo, tal vez el segundoevangelio o el Libro de Testimonios, antología de pasajes del ATempleados para apoyar la tesis cristiana. Estos escritoscontrastaban con los ―libros‖ (la biblia), en general probablementerollos (de la LXX [?]). Para la significación de los códices primitivosen la historia del *canon de la Escritura, véase C. H. Roberts en P.R. Ackroyd (eds.), Cambridge History of theBible, 1, 1970, pp. 57.La palabra de Dios se escribió en diferentes materiales tales como:piedra, tablas de escribir, tablas de arcilla, papiros de diferentesmateriales como piel de animales y otros de diferente textura. Hayque entender que fueron más de 40 generaciones en casi 1.600años que duro la transcripción de la palabra de Dios y dependiendodel contexto cultural y el avance tecnológico la escritura de lapalabra de Dios avanzaba en materiales contemporáneos paraaquella época. Lo más importante de este proceso de escriturabíblica, es el propósito de Dios en comunicarse con la humanidadpara que entienda el plan de salvación. Realice un cuadro comparativo acerca de los diferentes materiales en que fue escrita la Biblia. 25
  27. 27. Introducción a la Biblia 26
  28. 28. Introducción a la Biblia LECCIÓN No. 3 Enumerar los diferentes idiomas con los cuales se escribió la biblia. Comprender la importancia de conocer acerca de los idiomas en que fue escrita la palabra de Dios. ¿Cuáles es el idioma original del pueblo de Israel? ¿Cuáles son las características de este idioma?El idioma original del pueblo de Israel era el hebreo. La mayoría delAntiguo Testamento está escrito en hebreo. El nombre hebreo deSiria es Aram. El idioma de Siria se conocía como el arameo. Es unidioma muy parecido al hebreo, pero diferente. El arameo llegó a 27
  29. 29. Introducción a la Bibliaser el idioma internacional del Oriente Medio durante los años queprecedieron a la caída de Jerusalén. En Isaías 36 (especialmentelos versículos 11–13), vemos un ejemplo interesante de la relaciónentre el hebreo y el arameo en los días del rey Ezequías. Elarameo era el idioma para discutir con los extranjeros, pero elhebreo era el idioma que empleaba la gente común. Parece quecuando los babilonios conquistaron Jerusalén y se llevaron amuchas personas de Judea a Babilonia, dio inicio el fin de la lenguahebrea. Después de esto, la lengua aramea cobró másimportancia, no sólo en la tierra de Israel sino también en otrasregiones. Esto duró años, y para la época de Jesús, el hebreoprobablemente ya no se hablaba, excepto para fines religiosos. Yadesde Nehemías 8.8 pueden hallarse pruebas de este cambio en elidioma, pues el libro de la Ley (el Pentateuco) se leyó en hebreo yse tradujo allí mismo en forma oral al arameo, para que los oyenteslo comprendieran. Algunas partes del Antiguo Testamento estánescritas en arameo—Esdras 4.7–6.18 y Daniel 2.4–7.28—, comotambién lo están algunos versículos aislados en otras partes. Lasversiones no oficiales de los materiales del Antiguo Testamentotambién se tradujeron al arameo para ayudar a los que predicabanen las sinagogas. Estas traducciones se conocen como«tárgumes».Alejandro Magno fue un poderoso conquistador que sometió atodos los países, desde Grecia hasta Egipto e India, entre ellosSiria, Israel y Persia. Tras su muerte, sus generales se dividieron elterritorio. Uno de ellos fue el primero de la familia de los tolomeos,y gobernó sobre Egipto. El otro fue el primero de la familiaseléucida y gobernó sobre Siria. Desde ese tiempo al menos, elgriego pasó a ser una lengua muy importante en esa parte delmundo. Estas dos familias de reyes—los lágidas en Egipto y losseléucidas en Siria—llegaron a ser muy importantes en la historiadel pueblo judío durante el período comprendido entre el Antiguo yel Nuevo Testamento. Estos reyes siempre estaban peleándose elcontrol de la tierra que mediaba entre ellos, así que hubo muchasbatallas en la tierra de Israel. Algunas veces Israel era gobernadopor Egipto, y otras veces por Siria.Por último, uno de los reyes de Siria llamado Antíoco IV Ephifanesintentó acabar con la religión judía. Sus soldados entraron en eltemplo, donde les estaba prohibida la entrada, y llegaron incluso a 28
  30. 30. Introducción a la Bibliasacrificar un cerdo en el altar. Trataron de forzar a los judíos acomer carne de cerdo y a hacer otras cosas que iban en contra desus creencias. Esta situación llegó a ser tan grave que finalmenteestalló una rebelión encabezada por la familia de los Macabeos. Larebelión tuvo éxito. Sacaron al ejército extranjero y seindependizaron. Durante este tiempo, el líder de los judíos fue elsumo sacerdote. No sólo era líder religioso sino también líderpolítico. Los judíos fueron independientes durante casi cien años,hasta que finalmente fueron anexados al Imperio Romano,aproximadamente 60 años antes del nacimiento de Jesús.Mucho tiempo antes, en la época de la caída de Jerusalén, muchosjudíos se habían ido a Egipto, y al cabo del tiempo esa comunidadse había vuelto muy importante. Al igual que los judíos queemigraron a otras regiones, dejaron de hablar el hebreo. Para ellos,el nuevo idioma era el griego. Estos judíos ansiaban leer lasEscrituras en un idioma que pudieran entender, y tomaron lasmedidas necesarias para que los libros del Antiguo Testamento setradujeran al griego. Esta es la famosa traducción que hoy seconoce como la Septuaginta. La comunidad judía que utilizó laSeptuaginta no sólo usó los libros que habían sido traducidos delhebreo. Había también otros libros religiosos que se habían escritoen griego (o en hebreo, aunque sólo nos han llegado en griego), delos cuales algunos también se añadieron a la Septuaginta. Portanto, desde el principio, la Septuaginta fue bastante diferente delas Escrituras hebreas.Para la época de Jesús, el idioma de Palestina (Galilea, Samaria yJudea) era el arameo. Jesús probablemente les habló a susdiscípulos y a las multitudes en arameo. Sin embargo, es muyprobable que Jesús también usara el griego, por ejemplo, cuandole habló a Pilato. Aunque el latín era el idioma de los romanos, elgriego era el idioma principal del Imperio Romano. Muchos eruditoscreen que el Evangelio según San Marcos se escribió en arameo yse tradujo después al griego, mientras que otros creen que tambiénotros pasajes del Nuevo Testamento se escribieron originalmenteen arameo o hebreo. Tal vez haya sido así. Lo que sí es verdad esque los únicos materiales del Nuevo Testamento que tenemos hoydía están todos en griego. Para el tiempo en que se estabaescribiendo el Nuevo Testamento, la iglesia cristiana se había 29
  31. 31. Introducción a la Bibliaextendido hacia muchas regiones y países diferentes, y el griegoera la lengua que se hablaba.Esto es sumamente interesante porque significa que, en su mayorparte, no tenemos registró alguno de las palabras exactas deJesús. Tenemos sus palabras sólo en la traducción griega queusaron los escritores del Evangelio. (Hay unos cuantos casos enque el Nuevo Testamento usa palabras arameas, como porejemplo, abba, «padre»). Desde sus inicios mismos, el cristianismoha sido una religión que ha recurrido a la traducción para darlessus Escrituras a los creyentes. Los que participamos en latraducción hoy día simplemente estamos siguiendo los pasos delos primeros escritores del Evangelio. Esto también es cierto deotra manera. Cuando los escritores del Nuevo Testamentodeseaban citar el Antiguo Testamento, debían hacerlo en griego.Básicamente, lo hacían en alguna de estas tres formas: (1)traducían por sí mismos del hebreo (o de traducciones del hebreoal arameo); (2) citaban de memoria (de fuentes hebreas, arameas ogriegas); o (3) utilizaban la antigua traducción griega, laSeptuaginta. Por la forma de las citas, pareciera que en un 60 porciento o más de las veces, se utilizó la Septuaginta para citar elAntiguo Testamento en el Nuevo Testamento.Cuando la iglesia cristiana quiso ponerse de acuerdo en cuanto alos libros que debían integrar su propia Biblia completa, surgieronvarios desacuerdos, especialmente en relación con el AntiguoTestamento. Algunos creían que únicamente los libros hebreosdebían ser incluidos, pues eran los únicos libros que aceptaban losjudíos. Otros consideraban que no debían perderse los libros y laspartes adicionales que habían sido incluidos en la Septuaginta.Este desacuerdo nunca se resolvió entre los diferentes grupos decristianos, y sigue vigente entre nosotros hasta el día de hoy. LaIglesia Católica Romana acepta los libros hebreos como la primeraparte del Antiguo Testamento, pero considera que el material delgriego es también parte plena del Antiguo Testamento (la segundaparte, o lo que llaman el Deuterocanon). Los anglicanos y otrasiglesias protestantes también utilizan todos o algunos de estoslibros del griego, los cuales fueron incluidos en la mayoría de lasversiones protestantes cuando se tradujeron por primera vez a unalengua vernácula. Sin embargo, otras iglesias protestantesconsideraron como parte de la Biblia a los libros hebreos; de 30
  32. 32. Introducción a la Bibliamanera que ahora casi todas las versiones protestantes excluyenlos libros del griego. Por otra parte, las iglesias ortodoxas tienenmás libros que consideran autoritativos, aunque esto también varíade grupo en grupo.Debido a esto, ahora tenemos muchas traducciones de la Biblia endos (y quizás pronto tres) ediciones. La edición más breve contieneúnicamente los libros del hebreo, y es la preferida por la mayoríade las iglesias protestantes. La edición más larga es principalmentela de los católicos, aunque también la utilizan algunos luteranos yanglicanos. Las iglesias ortodoxas, que sólo hasta hace poco hanempezado a pensar en hacer traducciones modernas, quizárequieran de otra versión.La escritura de la biblia en diferentes idiomas tales como el griego yel hebreo obedecen a dos factores importantes; primero al contextosocio -cultural de las diferentes épocas en las cuales fue escrita labiblia. Donde tuvo gran transcendencia los acontecimientos de laépoca. Donde los imperios se disputaban el poder y el dominio delos territorios circunvecinos. Al prevalecer uno de ellos, imponía nosolo su poderío doblegando a los demás sino que también a suidiosincrasia, cultura, forma de creer y de expresarse; tambiénserian un legado impuesto a los colonizados por el imperio de laépoca. También con el deseo de que la biblia como resultado deinspiración divina sea universalizada en todo el mundo ha sidoescrita en los idiomas no solo provinciales sino también en losidiomas más dominantes en el mundo. Elija un texto bíblico del nuevo testamento y tradúzcalo en el idioma hebreo y griego. 31
  33. 33. Introducción a la Biblia 32
  34. 34. Introducción a la Biblia LECCIÓN No. 4 Dar cuenta de las fuentes originarias del texto sagrado. Identificar las características de la biblia como palabra de Dios.¿Cuáles son las fuentes divinas que hace que la biblia sea lapalabra de Dios?Cuando hablamos de fuentes del texto sagrado, nos referimos alorigen o a los orígenes de donde salió el texto que hoy conocemoscomo palabra de Dios. : Es la comunicación de Dios al hombre deverdades conocidas por Él antes, y que el hombre nunca podríahaber indagado por su propia cuenta o inteligencia (Job.1 1-17). 33
  35. 35. Introducción a la BibliaComunicación: Aviso, noticia, notificación, señal, escrito.En el Antiguo Testamento Revelación significa: galah y en el N.Testamento: Apocalipsis.Estas palabras se refieren a una verdad hecha o persona que estáescondida pero ha sido dada a conocer o traída a la luz.Raíz latina - revelación - quitar el velo o descubrir. Apocalipsispalabra griega que describe el poder de una cortina para poderseguir mirando las acciones y sus obras.Conclusión. Revelación: la claridad de Dios para hacerse conocerdel hombre.Ej.: Revelación¿Cuál fue la revelación más grande de Dios para el hombre en lahistoria?Vino en la persona de Jesucristo. Juan 14:7-12 Rom 9:5Dios revela su naturalezaDios revela su voluntad, provecho para el hombreDios revela el camino de salvaciónDios revela requisitos para la vida cristianaDios se revela al hombre 1 Timoteo 3:16. :La inspiración es el poder de Dios que obra en el mensajero y lohace infalible en la comunicación de la verdad, y se habla o seescribe.¿Cómo se que la inspiración es el habla?Es el poder de del Espíritu Santo que descendió sobre losescritores del Antiguo Testamento y del Nuevo Testamento que loshabilitaba para introducir en sus escritos y dichos "Así diceJehová". 34
  36. 36. Introducción a la BibliaTimoteo 3:16 Verbal. Los escritos son inspirados. La Escritura esde origen divino II Timoteo 3:16 inspirada por Dios, II Pedro: Loshombres ya hablaban siendo inspirados por el Espíritu Santo. Laescritura es el trabajo de escritores humanos II Pedro 1:21Hombres de Dios hablaron siendo inspirados... La palabra de Diosprimero hablada, y luego escrita. II Pedro 2:20-2 1.La Biblia no solo contiene la palabra de Dios sino es la palabra deDios.Los escritos son inspirados - hechos de Dios pero la comunicaciónes de los hombres, ahí obra la inspiración. Así el Antiguo como elNuevo testamento. Ej.: Pedro habló inspirado en las palabras delprofeta Joel. Creemos en la inspiración verbal. La palabrainspiración viene de las palabras latinas que significaron SoplarAdentro Por la Inspiración de la Biblia queremos decir aquellainfluencia especial sobre los escritores en virtud de la cual susproducciones, aparte de errores de transcripción, traducción ointerpretación, la hacen una regla infalible de la fe y la conducta.Es más que un ingenio humano. Con frecuencia se oye hablar de lainspiración de poetas y escritores, como Dante y Shakespeare,pero ellos no fueron inspirados. Lo que ellos tenían era talento eingenio humano. La inspiración divina solo se halla en la Biblia.Shakespeare la cita más de 500 veces en sus escritos. La Biblia esmucho más que el producto del ingenio humano, del cual haygrados, más o menos. La inspiración divina no tiene grados.Inspiración significa: "exhalado por Dios" el soplo divino fuecomunicado al mundo por un humano escogido llamado profeta,apóstol, etc. No se puede explicar a fondo la manera en que elEspíritu Santo capacitaba al escritor para que cumpliera estamisión, sin embargo creemos en el hecho de la inspiración (2a.Pedro 1:21).La inspiración de la Biblia (texto II Timoteo 3:16).LA EXTENSIÓN DE LA INSPIRACIÓN. Creemos en la inspiraciónplenaria (cabal), rechazamos la teoría de la inspiración parcial.Algunos afirman que la Biblia contiene la Palabra de Dios. Si solouna parte de ella fuera inspirada ¿quién sería capaz de escogercuál es la porción que inspiró a Dios? "Toda la Escritura es 35
  37. 37. Introducción a la Bibliainspirada por Dios". Eso significa que no hay parte más inspiradaque otra.Por inspiración divina, Daniel escribió palabras que no podíaentender. (Daniel 12:8 9).David dijo : "El Espíritu.., ha hablado por mí, y su palabra ha sidoen mi lengua" (2do. Samuel 23:2).Otras referencias: (Apocalipsis 1:1) (1ª. Pedro 1:10, 12).A. EVIDENCIAS DE LA INSPIRACIÓN1. DE LAS ESCRITURAS MISMASa. Su preeminencia sobre la literatura.b. Su preservación por Dios contra toda clase de ataques yesfuerzos por desacreditarla y destruirla, material y moralmente.c. Su poder para transformar individuos, comunidades y naciones.d. La unidad de todas sus partes.e. Su precisión científica, con el tiempo se ha comprobado quetodas sus menciones científicas son exactas.2. DE LA ARQUEOLOGÍA. Los arqueólogos han descubierto yverificado más de 5.000 lugares mencionados en la historia bíblica.3. DE LAS PROFECÍAS YA CUMPLIDAS. Acerca de Israel, delmundo, de Cristo. (Salmo 22) (Isaías 53) (Daniel 12) (San Mateo24).Lucas 24:32. Es el poder del Espíritu Santo que vivifica la mentehumana para comprender la verdad ya revelada.Vivifica: animar, reanimar, alentar, reavivar, confortar, estimular,avivar.Así en la revelación tenemos el discernimiento, la inspiración, lacomunicación, la iluminación y el entendimiento de las verdadesdivinas. 36
  38. 38. Introducción a la BibliaCARACTERIZACION DE LA BIBLIA.Entre los judíos esta colección de libros se conoce como ―TANAK‖,que es una sigla formada con las iníciales de los nombres de lastres secciones en que se divide la Biblia Hebrea: (La Ley), (losprofetas) y (Los Escritos).Fue escrita a través de 1600 años por 60 generaciones. Dios utilizóalrededor de 40 personas de diferentes épocas y ocupaciones quetransmitieron el mensaje de Dios a la humanidad, evidenciando laintervención de Dios en su inspiración. Es el libro que más se hatraducido (más de 5.000 idiomas que existen en el mundo). Deigual manera, la Biblia es ambos, tanto de origen divino comohumano. Es la revelación de Dios, y es un registro humano. Elmensaje, en referencia a las palabras mismas, es divino,originándose en el Dios eterno sin embargo, es profundamentehumano, escrito en la historia. Incluye no solamente la bondadosarevelación que Dios nos da de sí mismo, sino también el testimoniohumano acerca de Dios.Finalmente, dado que la Biblia fue escrita por muchas personas através de muchos siglos, uno no puede sorprenderse de quecontenga tantos tipos literarios. La poesía y la prosa, la narración yel discurso, el oráculo y el lamento, la parábola y la fábula, lahistoria y la teología, la genealogía y la apocalíptica, el proverbio yel salmo, el Evangelio y la epístola, las leyes y la literaturasapiencial, la misiva y el sermón, las copias y la épica: la Biblia estácompuesta de toda esta variedad de géneros literarios y más. ―LaBiblia es la demostración del origen de las cosas, de la humanidad,escogencia de un pueblo (Israel), la salvación a un mundo queestaba sin esperanza, pero sobre todo es la base de la fidelidad alúnico y soberano Dios‖.La Biblia está dividida en dos partes de extensión desigual,llamadas Antiguo Testamento y Nuevo Testamento. La palabratestamento es la traducción latina del término hebreo berit quepuede significar: Un contrato, Gen 31:44; Un convenio o acuerdoentre amigos, 1 Sam 18:23-; un pacto de un súbdito con su rey, 2Sam 5:3; una alianza entre dos reyes o naciones, 1 Rey. 5:2. En lapractica el término equivale a un juramento en el que se prometealgo solemne. se refiere al rito que acompaña al juramento: el quepronuncia el juramento pasa entre animales ―cortados‖ por la mitad,uno por cada parte, significando que el que falle correrá la misma 37
  39. 39. Introducción a la Bibliasuerte que los animales. (Génesis 15, Jer. 34:18-21). Estecompromiso puede ser mutuo o solamente de una de las parteshacia la otra.Para la primera alianza o Antiguo Testamento en los textos bíblicosno se describe una alianza mutua, sino de un compromisounilateral de Dios con su pueblo. Dios se compromete mediantejuramento sagrado a cuidar, proteger, defender a su pueblo y elpueblo en respuesta a esa fidelidad, debe observar sus estatutos.En la nueva alianza la exigencia fundamental no consiste en uncódigo de leyes externas al hombre, sino en la transformacióninterior, en el corazón mismo de del hombre.Libros Capítulos y Versículos. Cada testamento está dividido enlibros, estos en capítulos y versículos:• LIBROS. En los originales la única división es en libros y sunúmero varía de acuerdo al canon con que fueron organizados.• CAPÍTULOS. La primera división en secciones, 145agrupaciones, (año 586 a.C.) se hizo al Pentateuco, para facilitar lalectura y la ubicación de referencias, más tarde en el 250 d.C. sedividió en capítulos, hasta que Esteban Langton en 1206 laorganizó en los 1189 capítulos que hoy conocemos.• Versículos: Alrededor del año 900 de nuestra era aparecieron lasprimeras divisiones en versículos hasta llegar al año 1550, dondeRoberto Estienne realizó la división actual de 31.163 versículos.Para concluir podemos decir que la biblia es el producto de lasdiferentes formas que Dios ha usado para comunicarse con elhombre (inspiración, revelación y iluminación); y no solo en untiempo dado, la biblia no se desarrollo como texto sagrado en unpar de años, es el resultado de un continuo proceso histórico queha quedado plasmado como testimonio a las nuevas generacionesrelatando lo que El señor Jesucristo ha hecho por las generacionespasadas y lo que hará con las que vienen. Sus divisiones en 38
  40. 40. Introducción a la Bibliacapítulos y versículos, de ninguna manera han buscado cambiar elcontenido textual bíblico literal. Sino facilitar al lector el estudio dela biblia como lo que es, LA PALABRA DE DIOS.Realice una sopa de letras con palabras claves de esta lección, ycompártalo con sus compañeros. 39
  41. 41. Introducción a la Biblia 40
  42. 42. Introducción a la Biblia LECCIÓN No. 5 Identificar la diferencia que existe entre el antiguo y nuevo testamento. Distinguir las subdivisiones y la forma de clasificación bíblica.¿Cuáles son las clasificaciones que contiene la biblia?El Antiguo TestamentoEn la Biblia hebrea los libros están dispuestos en tres divisiones: laLey, los Profetas, y los Escritos.La Ley comprende el Pentateuco, los cinco ―libros de Moisés‖.Los Profetas se subdividen en dos partes: los ―Primeros Profetas‖,que comprenden Josué, Jueces, Samuel, y Reyes, y los ―Últimos 41
  43. 43. Introducción a la BibliaProfetas‖, que comprenden Isaías, Jeremías, Ezequiel, y ―El librode los doce Profetas‖. Los Escritos contienen el resto de los libros:primero, Salmos, Proverbios, y Job; luego los cinco ―rollos‖, a saberCantares, Rut, Lamentaciones, Eclesiastés, y Ester; y finalmenteDaniel, Esdras-Nehemías y Crónicas. El total se consideratradicionalmente 24, pero estos 24 corresponden exactamente anuestros 39, por cuanto en nuestra forma de contarlos los profetasmenores constituyen doce libros, y Samuel, Reyes, Crónicas, yEsdras-Nehemías se componen de dos libros cada uno. Había enla antigüedad otras formas de agrupar o contar estos mismos 24libros; en una de ellas (comprobada por Josefo) el total se reducíaa 22; en otra (conocida por Jerónimo) se elevaba a 27.El origen dela disposición de los libros adoptada en la Biblia hebrea no puedeverificarse; con frecuencia se piensa que la división en tres partescorresponde a las tres etapas en las que los libros fueronrecibiendo el reconocimiento canónico, pero no hay pruebasdirectas de esto.En la LXX los libros están dispuestos según la semejanza de sucontenido. Al Pentateuco siguen los libros históricos, y estos vanseguidos por los libros poéticos y sapienciales, y estos a su vez porlos profetas. Es este orden el que, en sus aspectos esenciales, seha adoptado (a través de la Vg.) en la mayoría de las edicionescristianas de la Biblia. En algunos aspectos este orden respetamejor el orden cronológico del contenido narrativo que el de laBiblia hebrea; por ejemplo, Rut aparece inmediatamente despuésde Jueces (ya que registra cosas que ocurrieron ―en los días enque gobernaban los jueces‖), y la obra del Cronista aparece en elsiguiente orden: Crónicas, Esdras, Nehemías. La triple división dela Biblia hebrea se refleja en la fraseología de Lc. 24.44 (―la ley deMoisés… los profetas… los salmos‖); más comúnmente el NT serefiere a ―la ley y los profetas‖ (véase Mt. 5.17, etc.) o a ―Moisés ylos profetas‖ (Lc. 16.29, etc.).La revelación divina que conserva el AT fue transmitida de dosmodos principales: mediante obras portentosas y palabrasproféticas. Estos dos modos de revelación están indisolublementeligados. Los actos de misericordia y juicio, por los que el Dios deIsrael se dio a conocer al pueblo del pacto, no hubiesen podidotransmitir su mensaje preciso si no les hubieran sido interpretadospor los profetas, los portavoces de Dios que recibían ycomunicaban su palabra. Por ejemplo, los acontecimientos deléxodo no hubiesen adquirido su significación permanente para los 42
  44. 44. Introducción a la Bibliaisraelitas si Moisés nos les hubiese dicho que en esosacontecimientos el Dios de sus padres estaba obrando para lograrsu liberación, de conformidad con sus antiguas promesas, a fin deque ellos fuesen en adelante su pueblo y él fuese su Dios. Por otraparte, las palabras de Moisés hubieran sido inútiles si no lashubiesen vindicado los acontecimientos del éxodo. Podemoscomparar el papel similarmente significativo de Samuel en la épocade la amenaza filistea, el de los grandes profetas del ss. VIII,cuando Asiria arrasaba con todo lo que encontraba a su paso, el deJeremías y Ezequiel cuando el reino de Judá se vino abajo, etc.Esta interacción de obras portentosas y palabras proféticas en elAT explica por qué la historia y la profecía están tan entrelazadasen sus páginas; sin duda fue cierta comprensión de este hecho loque llevó a los judíos a incluir los principales libros históricos entrelos Profetas.Pero los escritos del AT no sólo registran esta doble revelaciónprogresiva de Dios; al mismo tiempo registran la respuesta delhombre a esa revelación de Dios, respuesta que a veces es deobediencia, pero con demasiada frecuencia de desobediencia;expresada tanto en hechos como en palabras. En este antiguoregistro de la respuesta de aquellos a quienes llegó la palabra deDios, el NT encuentra instrucciones prácticas para el cristiano; dela rebelión de los israelitas en el desierto y los desastres a que estodio lugar escribe Pablo: ―Estas cosas les acontecieron comoejemplo, y están escritas para amonestarnos a nosotros, a quieneshan alcanzado los fines de los siglos‖ (1 Co. 10.11).En cuanto a su lugar en la Biblia cristiana, el AT cumple un papelpreparatorio: lo que Dios habló ―muchas veces y de muchasmaneras en otro tiempo a los padres por los profetas‖ esperaba sucumplimiento en la palabra que ―en estos postreros días nos hahablado por el Hijo‖ (He. 1.1s). Mas el AT era la Biblia que losapóstoles y otros predicadores del evangelio en los primeros díasdel cristianismo llevaban consigo cuando proclamaban a Jesúscomo Mesías, Señor, y Salvador divinamente enviado; encontrabanen él un claro testimonio de Cristo (Jn. 5.39) y una clara explicacióndel camino de salvación por la fe en él (Ro. 3.21; 2 Ti. 3.15). Paraeste uso del AT tenían la autoridad y el ejemplo de Cristo mismo; ydesde entonces la iglesia ha obrado bien cuando ha seguido elprecedente sentado por él y sus apóstoles, y ha reconocido al ATcomo parte de las Escrituras cristianas. ―Lo que era indispensable 43
  45. 45. Introducción a la Bibliapara el Redentor tiene que ser siempre indispensable para elredimido‖. Génesis Éxodo Pentateuco Levítico Números Deuteronomio Josué Literatura Jueces histórico-narrativa Rut 1 y 2 Samuel Libros Históricos 1 y 2 Reyes 1 y 2 Crónicas Esdras Nehemías Ester Literatura poética y Job Salmos sapiencial Proverbios Eclesiastés Cantar de los (o de sabiduría) Cantares 44
  46. 46. Introducción a la Biblia Isaías Jeremías Profetas mayores Lamentaciones Ezequiel Daniel Oseas Joel Amós Literatura Abdías profética Jonás Miqueas Profetas menores Nahúm Habacuc Sofonías Hageo Zacarías MalaquíasEl Nuevo TestamentoLa relación entre el NT y el AT es la del cumplimiento de lapromesa. Si el AT relata lo que Dios habló ―en otro tiempo a lospadres por los profetas‖, el NT relata esa palabra final que habló ensu Hijo, en la que toda la revelación anterior quedó resumida,confirmada, y adquirió trascendencia. Las portentosas obras de larevelación en el AT culminan en la obra redentora de Cristo; laspalabras de los profetas del AT reciben su cumplimiento en él. PeroCristo no constituye únicamente la revelación culminante de Dios alhombre; es también la perfecta respuesta del hombre a Dios, elsumo sacerdote a la vez que el apóstol de nuestra confesión (He.3.1). Si el AT registra el testimonio de los que vieron el día deCristo antes que amaneciera, el NT registra el testimonio de losque lo vieron y lo oyeron en los días de su carne, y que llegaron acomprender y a proclamar el sentido de su venida másplenamente, por el poder de su Espíritu, después de suresurrección de entre los muertos.El NT ha sido aceptado por la gran mayoría de los cristianos, en losúltimos 1.600 años, con sus 27 libros. Estos 27 libros se distribuyenen forma natural en cuatro divisiones: (a) los cuatro evangelios, (b)los Hechos de los Apóstoles, (c) 21 cartas escritas por apóstoles y―hombres apostólicos‖, (d) el Apocalipsis. Este orden no sólo eslógico, sino aproximadamente cronológico en cuanto se refiere al 45
  47. 47. Introducción a la Bibliacontenido de los documentos; no corresponde, sin embargo, alorden en que fueron escritos.Los primeros documentos neo testamentarios que se escribieronfueron las primeras epístolas de Pablo. Estas (juntamente, tal vez,con la Epístola de Santiago) fueron escritas entre el 48 y el 60 d.C.,antes que se escribiese el más primitivo de los evangelios. Loscuatro evangelios pertenecen a las décadas entre el año 60 y el100, y todos (o casi todos) los demás escritos del NT debenubicarse también dentro de dichas décadas. Mientras que lapreparación del AT abarca un período de 1.000 años o más, loslibros del NT se escribieron en menos de un siglo.Los escritos del NT no fueron reunidos en la forma en que losconocemos ahora inmediatamente después de que fueran escritos.Al principio cada uno de los *evangelios tuvo una existencia local eindependiente en los distritos para los cuales fueron compuestosoriginalmente. A comienzos del ss. II, empero, fueron reunidos ycomenzaron a circular como un solo relato cuádruple. Cuando asíocurrió, *Hechos fue separado de Lucas, con el que había formadohasta ese momento una sola obra en dos tomos, e inició así sucarrera separada, pero no por ello menos importante.Las cartas de Pablo fueron conservadas al principio por lascomunidades o individuos a quienes fueron escritas. Pero haciafines del ss. I hay indicios que sugieren que la correspondenciapaulina que se conservaba comenzó a ser reunida en un corpuspaulino, que rápidamente circuló entre las iglesias: primeramenteun corpus reducido de 10 cartas y, poco después, uno máscompleto con 13 cartas, que se aumentó con la inclusión de las tres*epístolas pastorales. Dentro del corpus paulino parecería que lascartas han sido ordenadas no cronológicamente sino en un ordendescendente según su extensión. Este principio puede versetodavía en el orden en que aparecen en la mayoría de lasediciones del NT hoy en día: las cartas dirigidas a iglesias vienenantes que las que están dirigidas a individuos, y dentro de estasdos subdivisiones están dispuestas de modo que las más largasvienen primero y las más cortas al final. (El único caso en que nose cumple esta disposición es el de Gálatas, que viene antes deEfesios, a pesar de que Efesios es ligeramente más larga que laotra.) 46
  48. 48. Introducción a la BibliaCon la colección de los evangelios y el corpus paulino, y Hechospara hacer de puente entre ambos grupos, tenemos el comienzodel *canon del NT como lo conocemos hoy. La iglesia primitiva, queheredó la Biblia hebrea (o la vss. gr. de la LXX) como susEscrituras sagradas, no tardó mucho en colocar los nuevos escritosevangélicos y apostólicos a la par de la Ley y los Profetas, y enusarlos para la propagación y la defensa del evangelio, como asítambién en el culto cristiano. Así, Justino Mártir, alrededor de lamitad del ss. II, describe cómo los cristianos en sus reunionesdominicales leían ―las memorias de los apóstoles o los escritos delos profetas‖ (Apología 1. 67). Era natural, por lo tanto, que cuandoel cristianismo se extendió entre pueblos que hablaban lenguasque no fuera el griego, el NT fuese traducido del griego a dichaslenguas para beneficio de los nuevos conversos. Para el año 200d.C. había ya versiones latinas y siriacas, y dentro del siglosiguiente ya existía una versión copta también. Mateo Literatura Marcos Evangelios Histórico- Lucas narrativa Juan Histórico Hechos de los Apóstoles Romanos 1 y 2 Corintios Gálatas Efesios Filipenses Epístolas paulinas Colosenses 1 y 2 TesalonicensesLiteratura 1 y 2 Timoteoepistolar Tito Filemón Epístola a los Hebreos Santiago 1 y 2 Pedro Epístolas universales 1,2 y 3 Juan JudasLiteratura Apocalipsis de San Juan (oapocalíptica Revelación) 47
  49. 49. Introducción a la BibliaGUÍA PRÁCTICA PARA APRENDER DE MEMORIA LOS LIBROSDE LA BIBLIA 48
  50. 50. Introducción a la BibliaPara concluir, podemos decir que la palabra testamento viene delgriego ― testamentum‖ y del hebreo berit que significa pacto oalianza. Los dos testamentos tienen características diferentes. Elantiguo habla de la unión que estableció Dios con su pueblo, pormedio de moisés en el monte Sinaí. Y la nueva habla del pacto queel señor Jesucristo hizo por nosotros en la cruz del calvario. En elantiguo testamento sus leyes fueron escritas en tablas de piedrasen el nuevo fue escrita su palabra en el corazón de hombres. En elantiguo testamento el pacto fue ratificado con sangre de animalespero en el nuevo fue incomparablemente superior, porque fue conla sangre del señor Jesucristo. Aprenda de memoria las clasificaciones de la biblia. 49
  51. 51. Introducción a la Biblia 50
  52. 52. Introducción a la Biblia LECCIÓN No. 6 Conocer el canon de la Biblia y cuál fue su proceso hasta el día de hoy. Reconocer la importancia del canon bíblico.¿Qué significa canon?¿Cuáles son las características del canon Biblico?De acuerdo con los diversos relatos evangélicos, Jesús utilizó lasEscrituras hebreas para validar su misión, sus palabras y sus obras(véase Mc 1.14; Lc 12.32). Los primeros creyentes continuaron esatradición hermenéutica y utilizaron los textos hebreos—yparticularmente sus traducciones al griego—en sus discusionesteológicas y en el desarrollo de sus doctrinas y enseñanzas. De 51
  53. 53. Introducción a la Bibliaesa forma la iglesia contó, desde su nacimiento, con una serie deescritos de alto valor religioso.De particular importancia es el uso que Jesús hace del libro delprofeta Isaías (61.1–2), según se relata en Lucas 4.18–19. ElSeñor, luego de leer el texto bíblico, afirmó: «Hoy se ha cumplidoesta Escritura delante de vosotros» (Lc 4.21; RVR). Este relatopone de manifiesto la interpretación cristológica que los primeroscristianos hicieron de las Escrituras hebreas. El objetivo primordialde los documentos judíos, desde el punto de vista cristiano, eracorroborar la naturaleza mesiánica de Jesús de Nazaret (Lc 24.27).De esa forma la Biblia hebrea se convirtió en la primera Bibliacristiana. Con el paso del tiempo, la iglesia le dio el nombre de«Antiguo Testamento», para poner de manifiesto la novedad de larevelación de la persona y misión de Cristo.Los libros de la Biblia hebrea son 24, divididos en tres grandessecciones:La primera sección, conocida como («Ley»), contiene los llamados«cinco libros de Moisés»: Génesis, Éxodo, Levítico, Números yDeuteronomio.La segunda división, conocida como («Profetas»), se subdivide, asu vez, en dos grupos: (a) «Los profetas anteriores»: Josué,Jueces, Reyes y Samuel; (b) «Los profetas posteriores»: Isaías,Jeremías, Ezequiel y el Libro de los Doce.La tercera sección de la Biblia hebrea se conoce como(«Escritos»), e incluye once libros: Salmos, Proverbios y Job; ungrupo de cinco libros llamados («Rollos»)—Cantar de los Cantares,Rut, Lamentaciones, Eclesiastés y Ester—; y finalmente Daniel,Esdras-Nehemías y Crónicas.Con las iníciales de ellas se ha formado la palabra hebrea Tanak,nombre que los judíos usan para referirse a la Biblia hebrea,nuestro Antiguo Testamento.Los 24 libros de la Biblia hebrea son idénticos a los 39 que seincluyen en el Antiguo Testamento de las Biblias «protestantes»; esdecir, las que no contienen los libros deuterocanónicos. Ladiferencia en numeración se originó cuando se empezó a contar, 52
  54. 54. Introducción a la Bibliapor separado, cada uno de los doce profetas menores, y cuando sesepararon en dos las obras siguientes: Samuel, Reyes, Crónicas yEsdras-Nehemías.La teoría, tradicionalmente aceptada, de que las secciones delcanon hebreo representan las tres etapas en el proceso de suformación es seriamente cuestionada en la actualidad. Aunque estahipótesis parezca lógica y razonable, no hay evidencias que larespalden en el Antiguo Testamento o en otros documentos judíosantiguos.De acuerdo con esa teoría, la Torah fue la primera en serreconocida como canónica, luego del retorno de los judíos a Judá,al concluir el exilio de Israel en Babilonia (ca. siglo V a.C.).Posteriormente los Nebi<im fueron aceptados en el canon,posiblemente al final del siglo III a.C. Y finalmente, los Ketubim—que representan la última sección de la Biblia hebrea—fueronincorporados al canon al final del siglo I d.C., al concluir el llamado«Concilio» de Jamnia.El reconocimiento de la autoridad religiosa de algunas seccionesde las Escrituras hebreas puede verse en el Antiguo Testamento(Ex 24.3–7; Dt 31.26; 2 R 23.1–3; Neh 8.1–9.38). Sin embargo, esereconocimiento de textos como «Palabra de Dios» no revela que lacomunidad judía pensara en un cuerpo cerrado de escritos quesirviera de base para el desarrollo religioso y social del pueblo.Incluso algunos profetas reconocían la autoridad y el valor demensajes proféticos anteriores (cf. Jer 7.25 y Ez 38.17). Pero laidea de agrupar las colecciones de dichos y mensajes proféticos enun cuerpo de escritos tomó siglos en hacerse realidad.Posiblemente la primera referencia a una colección de escritos deesa naturaleza se encuentra en Daniel 9.2. Allí se alude a laprofecía de Jeremías, referente a la duración del exilio enBabilonia, que encontró entre un grupo de «libros» (Jer 25.11–14).La documentación que reconoce la división tripartita del canon dela Biblia hebrea es variada. En primer lugar, el Talmud Babilónico 53
  55. 55. Introducción a la Bibliaacepta la autoridad religiosa y la inspiración de los 24 libros de lasEscrituras judías. Además, discute el orden de tales libros.En el prólogo a la traducción del Eclesiástico—también conocidocomo la Sabiduría de Jesús ben Sira—el nieto de ben Sira,traductor del libro, indica que su abuelo era un estudioso de «la Leyy los Profetas, y los otros libros de nuestros padres». Si esos«otros libros de nuestros padres» son los Ketubim, la obrareconoce, ya en el 132 a.C., el ordenamiento tradicional de la Bibliahebrea.En el Nuevo Testamento hay otras alusiones a la división de laBiblia hebrea en tres secciones. En uno de los relatos de laresurrección de Jesús, el Evangelio según San Lucas (24.44)indica que el Señor les recordó a los discípulos en Jerusalén lo quede él decían «la ley de Moisés, los profetas y los Salmos». Esimportante recordar que los Salmos constituyen el primer libro delos Ketubim, la tercera sección de la Biblia hebrea. Otrasreferencias a las Escrituras judías en el Nuevo Testamento aludena «la ley y los profetas» (Mt 7.12; Ro 3.21) o simplemente a «laley» (Jn 10.34; 1 Co 14.21).El descubrimiento de numerosos manuscritos cerca del Mar Muertoha arrojado gran luz en el estudio y la comprensión de la cuestióndel canon entre los judíos de los siglos I a.C. y I d.C. Entre losmanuscritos encontrados existen copias de todos los libros de laBiblia, con la posible excepción de Ester. Aunque la gran mayoríade los documentos bíblicos se han encontrado en formafragmentaria, se han descubierto también varios documentosbíblicos casi completos.Lamentablemente los qumranitas no dejaron documentación escritaque nos indique con claridad cuáles de los libros que mantenían ensus bibliotecas constituían para ellos parte del canon. Sin embargo,al evaluar las copias de los textos encontrados y analizar suscomentarios bíblicos, podemos indicar, con cierto grado deseguridad, que el canon en Qumrán incluía: la Torah, los Nebi<im ylos Salmos (posiblemente con algunos salmos adicionales); incluíatambién los libros de Daniel y de Job.Posiblemente ya para el comienzo de la era cristiana había unacuerdo básico entre los diferentes grupos judíos respecto a loslibros que se reconocían como autoritativos. Lo más probable es 54
  56. 56. Introducción a la Bibliaque, con relación al canon judío, durante el siglo I d.C. seaceptaban como sagrados los 24 o 22 libros de la Tanak, pero lalista no se fijó de forma permanente hasta el final del siglo II o acomienzos del III de la era cristiana.Es muy difícil determinar con precisión los criterios que se aplicaronpara establecer la canonicidad de los libros. Algunos estudiososhan supuesto que entre los criterios se encontraban el carácterlegal del escrito y la idea de que fueran inspirados por Dios. Otros,sin embargo, han indicado que cada libro debía aceptarse deacuerdo con la forma que celebraba o revelaba la manifestación deDios. Ese criterio brindaba al libro la posibilidad de ser utilizado enel culto.Uno de los resultados del exilio de Israel en Babilonia fue eldesarrollo de comunidades judías en diversas regiones del mundoconocido. En Alejandría, capital del reino de los Tolomeos, elelemento judío de la población de habla griega era considerable. Ycomo Judea formaba parte del reino hasta el año 198 a.C., esapresencia judía aumentó con el paso del tiempo.Luego de varias generaciones, los judíos de Alejandría adoptaronel griego como su idioma diario, dejando el hebreo para cuestionesculticas. Para responder adecuadamente a las necesidadesreligiosas de la comunidad, pronto se vio la necesidad de traducirlas Escrituras hebreas al idioma griego. «Pentateuco» como seconoció en griego—fue la primera parte de las Escrituras en sertraducida; posteriormente se tradujeron los Profetas y el resto delos Escritos.Una leyenda judía, de la cual existen varias versiones, indica que70 ó 72 ancianos fueron llevados a Alejandría desde Jerusalénpara traducir el texto hebreo al griego. Esa leyenda dio origen alnombre «Septuaginta» (LXX), con el que generalmente se identificay conoce la traducción al griego del Antiguo Testamento.En un documento conocido como la «Carta de Aristeas» se alude yse expande la leyenda. Dicha carta describe cómo los ancianos deIsrael finalizaron la traducción del Pentateuco en sólo 72 días; eldocumento indica, además, que produjeron la versión griega luegode comparaciones, diálogos y reuniones. 55
  57. 57. Introducción a la BibliaPosteriormente se añadieron a la leyenda—en círculos judíos ycristianos—nuevos elementos. Se incorporó la idea de que losancianos trabajaron aisladamente y, al final, produjeron 72versiones idénticas. Filón de Alejandría, el famoso filósofo judío,relata cómo los traductores trabajaron de forma independiente yescribieron el mismo texto griego palabra por palabra.Aunque Filón y Josefo indican que solamente la Torah o elPentateuco se tradujo al griego, los escritores cristianos añadierona la leyenda de la Septuaginta la traducción de todo el AntiguoTestamento, contando entre ellos libros que no formaban parte delas Escrituras hebreas. Pseudo-Justino, en el siglo III, incluso indicaque vio personalmente las celdas en las cuales trabajaron, porseparado, cada uno los traductores de la Septuaginta. Estasadiciones a la antigua leyenda judía revelan el gran aprecio que laiglesia cristiana tenía de la Septuaginta.De la leyenda judía se desprenden algunos datos de importanciahistórica. El Pentateuco fue la primera sección en ser traducida.Los trabajos comenzaron a mediados del siglo III a.C., y es lógicopensar que la traducción se efectuara en Alejandría, lugar queconcentraba a la comunidad judía más importante de la diáspora.El orden de los libros en los manuscritos de la Septuaginta difieredel que se presenta en las Escrituras hebreas. Al final del capítulose encuentra un diagrama donde se pueden comparar ambaslistas. Posiblemente ese orden revela la influencia cristiana sobre elcanon. No fueron los judíos de Alejandría los que fijaron el canongriego, sino los cristianos.Con respecto a los libros y adiciones que se encuentran en laSeptuaginta, la nomenclatura en los diversos círculos cristianos noes uniforme. La mayoría de los protestantes denomina esa secciónde la Septuaginta como «Apócrifos»; la Iglesia Católica los llama«deuterocanónicos». «Apócrifos», para la comunidad católica, sonlos libros que no se incluyeron ni en el canon hebreo ni en elgriego. Los protestantes los conocen como «pseudoepígrafos».Los libros deuterocanónicos son los siguientes: Tobías, Judit,Sabiduría, Eclesiástico (Sabiduría de Jesús ben Sira), Baruc, 1 y 2Macabeos, Daniel 3.24–90; 13; 14 y Ester 10.4–16.24. La mayor 56
  58. 58. Introducción a la Bibliaparte de estos textos se conservan únicamente en manuscritosgriegos.La Septuaginta hizo posible que los judíos de habla griega en ladiáspora y, también, en Palestina tuvieran acceso a los textossagrados de sus antepasados, en el idioma que podían entender.Además, el texto griego dio la oportunidad a grupos no judíos deestudiar las Escrituras hebreas (Hch 8.26–40).La iglesia cristiana se benefició sustancialmente de la traducción dela Septuaginta: la utilizó como su libro santo y lo llamó «AntiguoTestamento». El texto en griego les dio la oportunidad a loscristianos de relacionar el mensaje de Jesús con pasajes deimportancia mesiánica (Hch 7; 8); les brindó recursos literarios paracitar textos del canon hebreo en las discusiones con los judíos (Hch13.17–37; 17.2–3); y jugó un papel fundamental en la predicacióndel evangelio a los paganos (Hch 14.8–18; 17.16–32).El Nuevo Testamento es testigo del uso sistemático de laSeptuaginta en la educación, predicación y apologética de losprimeros creyentes (cf. Ro 8.20 y Ec 1.2; 12.8 gr.). Es importanteseñalar, además, que en las Escrituras cristianas también hay citasy alusiones a las adiciones deuterocanónicas de la Septuaginta (cf.Ro 1.18–32 y Sab 12–14; cf. Ro 2.1–11 y Sab 11–15; cf. Heb11.35b-38 con 2 Mac 6.18–7.41 y 4 Mac 5.3–18.24). El NuevoTestamento también contiene referencias o alusiones a libros queni siquiera se encuentran en la Septuaginta (cf. Jud 14–16 y 1 Enoc1.9).La gran aceptación de la Septuaginta entre los primeros cristianoshizo que la comunidad judía, con el paso del tiempo, rechazara esatraducción griega como una versión adecuada de las Escriturashebreas. En discusiones teológicas en torno al nacimiento deJesús, los cristianos citaban el texto griego de Isaías para indicarque la «virgen», no «la joven», «daría a luz» (cf. Mt 1.23 e Is 7.14gr.). Además, algunos manuscritos de la Septuaginta inclusocontienen adiciones cristianas a textos del Antiguo Testamento (porejemplo, Sal 13; 95). 57
  59. 59. Introducción a la BibliaCuando las discusiones teológicas entre judíos y cristianosdemandaron un análisis exegético riguroso, la Septuaginta—que enalgunas secciones demostraba un estilo libre en la traducción yque, además, se basaba en un texto hebreo antiguo—fue relegaday condenada en los círculos judíos. Posiblemente ese rechazojudío explica el por qué la mayoría de los manuscritos de laSeptuaginta que se conservan el día de hoy provengan de gruposcristianos.Una vez que la comunidad judía rechazó la Septuaginta, senecesitó una versión griega que la sustituyera. Entre esas nuevastraducciones de las Escrituras hebreas al griego se puedenidentificar tres: las versiones de Áquila y Símaco, y la revisión deTeodoción. En la famosa Hexapla de Orígenes se encuentrancopias de estas traducciones al griego.Áquila, que era un discípulo del gran rabí Ákiba, produjo unaversión extremadamente literal de los textos hebreos. Aunque elvocabulario usado revela dominio del griego, la traducciónmanifiesta un literalismo extremo y un apego excesivo a lasestructuras lingüísticas del texto hebreo. Posiblemente por esasmismas características esta traducción griega sustituyó a laSeptuaginta y fue muy popular en círculos judíos por el año 130d.C.La traducción de Símaco (c. 170 d.C.) se distingue no sólo por sufidelidad al texto hebreo, sino por el buen uso del idioma griego. Deacuerdo con Eusebio y San Jerónimo, Símaco era un judíocristiano ebionita.Teodoción, de acuerdo con la tradición eclesiástica, era unprosélito que revisó una traducción al griego ya existente, basadaen los textos hebreos. Algunos estudiosos piensan que latraducción revisada fue la Septuaginta; otros, sin embargo, opinanque el texto base de Teodoción fue anterior a la versión de losSetenta.Una vez que finalizó el período del Nuevo Testamento, la iglesiacontinuó utilizando la Septuaginta en sus homilías, reflexiones ydebates teológicos. Una gran parte de los escritores cristianos de la 58
  60. 60. Introducción a la Bibliaépoca utilizaban libremente la Septuaginta y citaban los libros queno se encontraban en el canon hebreo.La iglesia Occidental, a fines del siglo IV, aceptó un número fijo delibros del Antiguo Testamento, entre los cuales se encuentranalgunos deuterocanónicos que aparecen en la Septuaginta. Losteólogos orientales, por su parte, seguían el canon hebreo de lasEscrituras. Tanto Orígenes como Atanasio insisten en que sedeben aceptar en el canon únicamente los 22 libros del canonjudío; y San Jerónimo, con su traducción conocida como «VulgataLatina», propagó el canon hebreo en la iglesia Occidental.A través de la historia, la iglesia ha hecho una serie dedeclaraciones en torno al canon de las Escrituras. Al principio,estas declaraciones se hacían generalmente en forma de decretosdisciplinares; posteriormente, en el Concilio de Trento, el tema delcanon se abordó de forma directa y dogmática.El Concilio de Trento se convocó en el año 1545 en el contexto deuna serie de controversias con grupos reformados en Europa.Entre los asuntos considerados se encontraba la relación de laEscritura con la tradición y su importancia en la transmisión de la fecristiana.En el Concilio de Trento se discutió abiertamente la cuestión delcanon, y se promulgó un decreto con el catálogo de libros queestaban en el cuerpo de las Escrituras y tenían autoridaddogmática y moral para los fieles. Se declaró el carácter oficial dela Vulgata Latina, y se promulgó la obligación de interpretar lasEscrituras de acuerdo con la tradición de la iglesia, no según eljuicio de cada persona. Además, el Concilio aceptó con igualautoridad religiosa y moral los libros protocanónicos ydeuterocanónicos, según se encontraban en la Vulgata.Entre los reformadores siempre hubo serias dudas y reservas entorno a los libros deuterocanónicos. Finalmente, los rechazaron porlas polémicas y encuentros con los católicos.Lutero, en su traducción de 1534, agrupó los librosdeuterocanónicos en una sección entre los dos Testamentos, conuna nota que indica que son libros «apócrifos», y que aunque sulectura es útil y buena, no se igualan a la Sagrada Escritura. La 59
  61. 61. Introducción a la BibliaBiblia de Zürich (1527–29), en la cual participó Zuinglio, relegó loslibros deuterocanónicos al último volumen, pues no los considerócanónicos. La Biblia Olivetana (1534–35), que contiene un prólogode Juan Calvino, incluyó los deuterocanónicos como una secciónaparte del resto de los libros que componen el canon. La IglesiaReformada, en sus confesiones «Galicana» y «Bélgica» no incluyólos deuterocanónicos. En las declaraciones luteranas se prestócada vez menos atención a los libros deuterocanónicos.En Inglaterra la situación fue similar al resto de la EuropaReformada. La Biblia de Wyclif (1382) incluyó únicamente el canonhebreo. Y aunque la Biblia de Coverdale (1535) incorpora losdeuterocanónicos, en «Los Treinta y Nueve Artículos» de la Iglesiade Inglaterra se dice que esa literatura no debe emplearse parafundamentar ninguna doctrina. La versión «King James» (1611)imprimió los deuterocanónicos entre los Testamentos.La traducción al castellano de Casiodoro de Reina—publicada enBasilea en 1569—incluía los libros deuterocanónicos, de acuerdocon el orden de la Septuaginta. La posterior revisión de Cipriano deValera—publicada en Ámsterdam en 1602—agrupó los librosdeuterocanónicos entre los Testamentos.La Confesión de Westminster (1647) reaccionó al Concilio deTrento y a las controversias entre católicos y protestantes: afirmó elcanon de las Escrituras hebreas. En su declaración sobre el canon,la Confesión indica que los deuterocanónicos—identificados como«Apócrifa»—, por no ser inspirados, no forman parte del canon dela Escritura y, por consiguiente, carecen de autoridad para laiglesia. Indica, además, que pueden leerse únicamente comoescritos puramente humanos. De esa forma se definió claramenteel canon entre las comunidades cristianas que aceptaban laConfesión de Westminster.El problema de la aceptación de los apócrifos o deuterocanónicosentre las comunidades cristianas luego de la Reforma se atendióbásicamente de tres maneras: (1) Los deuterocanónicos semantenían en la Biblia, pero separados—alguna nota indicaba queestos libros no tenían la misma autoridad que el resto de lasEscrituras—; (2) de acuerdo con el Concilio de Trento, tanto loslibros deuterocanónicos como los protocanónicos se aceptaban enla Biblia con la misma autoridad; (3) basados en la Confesión deWestminster, se incluía en las ediciones de la Biblia únicamente el 60

×