Atención a los mentirosos…  Todos podemos hablar una mentira…        pero si usted es un mentiroso/a practicante… es un ca...
   MENTIR, MENTIRA (heb. sûeqer, ‘falsedad’, ‘engaño’;    kaµzaµb_, ‘mentira’ o cosa ‘engañosa’, gr. pseudos y cognados)....
 Jesús declara que Satanás es el padre de la mentira (Jn. 8.44). En la  comunidad cristiana se prohíbe toda forma de fals...
Cuidado con practicar la mentira
Upcoming SlideShare
Loading in …5
×

Cuidado con practicar la mentira

1,237 views

Published on

Published in: Education
0 Comments
1 Like
Statistics
Notes
  • Be the first to comment

No Downloads
Views
Total views
1,237
On SlideShare
0
From Embeds
0
Number of Embeds
2
Actions
Shares
0
Downloads
0
Comments
0
Likes
1
Embeds 0
No embeds

No notes for slide

Cuidado con practicar la mentira

  1. 1. Atención a los mentirosos… Todos podemos hablar una mentira… pero si usted es un mentiroso/a practicante… es un candidato a ser un Hijo del Diablo. Lea su Biblia.
  2. 2.  MENTIR, MENTIRA (heb. sûeqer, ‘falsedad’, ‘engaño’; kaµzaµb_, ‘mentira’ o cosa ‘engañosa’, gr. pseudos y cognados). Esencialmente una metira es una afirmación de lo que es falso con intensión de engañar (Jue. 16.10, 13). Los escritores bíblicos condenan severamente las formas agravadas de la mentira, p. ej. para perpetrar un fraude (Lv. 6.2–3) o asegurar una condenación injusta (Dt. 19.15), y el testimonio de falsos profetas (Jer. 14.14). Pueden expresarse las mentiras con palabras (Pr. 6.19), un modo de vida (Sal. 62.9), el error (2 Ts. 2.11), o una falsa forma de religión (Ro. 1.25). Los profetas consideraban la mentira como expresión específica del principio del mal (Os. 12.1). Se prohíbe la mentira como algo que repugna a la conciencia moral de Israel (Pr. 19.22); a causa de sus efectos antisociales (Pr. 26.28); y, por sobre todas las cosas, por ser incompatible con la naturaleza divina (Nm. 23.19).
  3. 3.  Jesús declara que Satanás es el padre de la mentira (Jn. 8.44). En la comunidad cristiana se prohíbe toda forma de falsedad (Col. 3.9). De varias maneras se caracteriza la mentira, p. ej. la respuesta evasiva de Caín (Gn. 4.9), la mentira deliberada de Jacob (Gn. 27.19), la representación falsa de su amo por parte de Giezi (2 R. 5.21–27), y el engaño deliberado llevado a cabo por Ananías y Safira (Hch. 5.1–10). La mentira es el pecado del anticristo (1 Jn. 2.22), y todos los mentirosos habituales pierden la salvación eterna (Ap. 21.27). 1 S. 16.2 no justifica la mentira como recurso. Dios simplemente sugirió una razón ostensible para la visita de Samuel a Belén, y el profeta no estaba obligado a divulgar su verdadero propósito. También en 1 R. 22.20–23 se da a entender que Dios permitió un subterfugio para que se cumpliera su justo juicio sobre Acab. En pasajes como Gn. 22.10–20 es evidente que no se condona el engaño ni se registra como ejemplo que deba seguirse. Douglas, J. D., Nuevo Diccionario Biblico Certeza, (Barcelona, Buenos Aires, La Paz, Quito: Ediciones Certeza) 2000, c1982.

×