Successfully reported this slideshow.
We use your LinkedIn profile and activity data to personalize ads and to show you more relevant ads. You can change your ad preferences anytime.

Interpretación de redes de drenaje

15,214 views

Published on

Interpretación de redes de drenaje,reconocimiento e interpretación en mapas de redes de drenaje, trazado de los ríos y los meandros.

Published in: Science
  • Be the first to comment

Interpretación de redes de drenaje

  1. 1. ESCUELA SUPERIOR POLITÉCNICA DE CHIMBORAZO EXTENSIÓN MORONA SANTIAGO. ING. FERNANDO FIERRO Valeria Chica Geología y Minas 5to nivel 21 de Octubre de 2013 Interpretación de las redes de drenaje, Reconocimiento e interpretación en mapas de los patrones de drenaje, Trazado de los ríos, Los meandros. La observación directa de una red de drenaje es, en muchos casos, difícil, por lo que se utilizan mapas topográficos en los que podemos encontrar la representación de todos los cauces, secos o activos, existentes en una cuenca hidrográfica, por lo tanto la interpretación de las redes de drenaje es netamente visual. En geología o geomorfología, una red de drenaje se refiere a la red de transporte superficial de agua y sedimento, como ríos, lagos y flujos subterráneos, alimentados por la lluvia o de la nieve fundida. La mayor parte de esta agua no cae directamente en los cauces fluviales y los lagos, sino que permeabiliza las capas superiores del terreno y desde éstas aparece constituyendo arroyos. PATRONES DE DRENAJE: Se define como patrón de drenaje a la forma cómo una red se aprecia en un área determinada. Estos patrones dependen de varios factores:  Pendiente de las laderas y del área de drenaje  Cobertura vegetal  Resistencia de la litología  Caudal  Permeabilidad del suelo  Nivel e intensidad de lluvias  Actividad estructural En muchos casos, la red de drenaje suministra la información inicial sobre la dinámica interna y externa de un área determinada. Los patrones de drenaje más comunes son los siguientes, pero pueden existir variaciones entre ellos. Dendrítico: Es el conjunto de corrientes que semejan las ramificaciones de un árbol frondoso. Un patrón dendrítico se desarrolla cuando las rocas presentan una resistencia a la erosión uniforme y no ejercen control sobre la dirección de crecimiento del valle. Esta situación se crea al tratarse de rocas sedimentarias prácticamente horizontales o de rocas ígneas o metamórficas macizas. Las corrientes pueden cortar con igual facilidad en un lugar o en otro; el patrón dendrítico es, en cierto sentido, el resultado de la orientación al azar de las corrientes. Radial: Las corrientes radian hacia fuera en todas direcciones desde una zona central elevada. Es probable que este patrón se desarrolle sobre los flancos de un volcán, donde las corrientes y sus valles radian hacia fuera y hacia abajo, desde distintos puntos alrededor del cono. Rectangular: Este drenaje se forma cuando la roca subyacente está cruzada por fracturas casi perpendiculares entre sí, que forman zonas de debilidad peculiarmente vulnerables a la erosión. Entonces la corriente principal y sus tributarios siguen cursos caracterizados por curvas casi en ángulo recto.
  2. 2. Patrón en enrejado: Esta forma de drenaje, como la rectangular, se debe a la presencia en el subsuelo, de rocas que difieren en su resistencia a la erosión. Generalmente, aunque no siempre, el drenaje en enrejado indica que en la región subyacen bandas alternadas de roca resistente y de roca no resistente. Paralelo: Generalmente se forman en pendientes moderadas a fuertes, pero también pueden encontrarse en formaciones elongadas o paralelas. Anular: Las corrientes forman anillos alrededor de un sitio que puede ser alto o bajo. Se puede dar en estructuras dómicas y cuencas. Multicharcas: Se forman en depósitos superficiales acolinados, en lechos rocosos pulidos o barridos diferencialmente, en áreas de movimientos en masa o de vulcanismo reciente, en terrenos de calizas, y suelos glaciares. Contorneado: Se presentan principalmente en rocas metamórficas formadas en capas gruesas y contorneadas o plegadas. Algunas de las desviaciones de las corrientes se deben a la presencia de diques y venas de origen magmático (entre las rocas metamórficas) que representan zonas resistentes a la erosión. Enrejado: Se presentan en rocas inclinadas o plegadas de tipo sedimentario, volcánico o metasedimentario de bajo grado, con diferente grado de meteorización; También en áreas de fracturas paralelas. Es el tipo de drenaje en el que pequeños tributarios, casi todos del mismo tamaño, vienen de lados opuestos de un valle largo a una corriente central. Meandrico: Éste es el caso en el cual un río posee una extensión apreciable como llanura de inundación, allí se generan curvas pronunciadas conocidas como meandros. Para que se genere un comportamiento de este tipo es necesario que el caudal involucrado sea importante, de cantidad apreciable.
  3. 3. Anastomosado: Es típico de zonas y llanuras de inundación amplias, alta sedimentación pero moderado a bajo caudal, sin embargo son normales los eventos de crecientes. Este tipo de drenaje es común en las proximidades de zonas de derretimientos de casquetes. Para reconocer e interpretar redes de drenaje en un mapa seguimos los siguientes pasos: 1. revisa la leyenda y detalles del mapa. Esto te dará una perspectiva importante. Particularmente quiere saber la escala del mapa, regularmente expresada como una relación, explicando la relación entre una pulgada (o cualquier otra medida) sobre el mapa y la distancia correspondiente en el terreno real. También obtienes una idea del código de colores y la simbología en el mapa, entendiendo la identificación de la cubierta de tierra, las estaciones de guardaparques, los muelles y otros datos geográficos. 2. Observa el intervalo del contorno y entiende la capa de líneas de contorno sobre el mapa. Estas son las líneas del mapa que representan una elevación constante. El intervalo te dice que la elevación cambia entre dos líneas de contorno consecutiva. Un intervalo pequeño como 100 pies (304 cm) mostrará más detalle topográfico; uno mayor de 1000 pies (304 m) mostrará mucho menos. Las líneas de contorno cerradas muestran una cumbre o depresión, esta última marcada regularmente con líneas de control en el interior del círculo. 3. Encuentra los drenajes principales y considera su patrón. En un mapa topográfico típico, las corrientes y ríos se muestran como líneas azules. Las afluentes drenan en los canales de la corriente principal, mientras que aceptan sus propias corrientes que las alimentan. Las cabeceras marcan el lugar donde, en alguna elevación más alta, la escorrentía superficial converge en un flujo identificable - o donde los arroyos, lagos u otras fuentes deben tener una salida. 4. Identifica las divisiones de drenaje. Éstas identifican los límites de las cuencas, donde toda el agua de la superficie fluye a la misma salida. Estas se encuentran raramente y que cada de una forma especial, en lugar de eso, se muestran como crestas, cumbres o puntos altos menos dramáticos. Las líneas de contorno ascendiendo a un punto estrecho, que después descienden, indican una cresta en un terreno no uniforme. Frecuentemente, si sigues la línea de una cresta en un mapa te encontrarás con un contorno cerrado: una cumbre local. 5. Busca las subdivisiones que separan las cuencas de menor escala de las corrientes tributarias. Los múltiples arroyos tienden a unirse a una espina principal, los cursos marcados por una caída apilando en las líneas de contorno de tendencia lejos de la división. Entre estos riachuelos, las pendientes amplias o las cumbres nudosas marcan la frontera de las subcuencas. 6. Identifica las características especiales de una cuenca de drenaje. La mayoría de los mapas topográficos denotan las cataratas o cascadas principales, frecuentemente con una línea cruzada a través de la corriente. Éstas indican un escalón en el terreno y un punto donde las rocas más resistentes a la erosión interrumpen el curso de agua. Un área pobremente de nada puede tener patrones de drenaje confusos o contradictorios. Una pendiente relativamente reciente, por ejemplo, muestra un terreno abultado de contornos cerrados con un flujo de agua complicado, ya que las corrientes no han tenido suficiente tiempo como para hacerse una ruta establecida. Tal punto también puede denotar un pantano o una marisma, regularmente etiquetados de la misma forma.
  4. 4. Trazado de los ríos en un mapa: 1. Se identifica la red de drenaje o corrientes superficiales, y se realiza un esbozo muy general de la delimitación, con un lápiz de color azul. 2. Invariablemente, la divisoria corta perpendicularmente a las curvas de nivel y pasa, estrictamente, por los puntos de mayor nivel topográfico. 3. Cuando la divisoria va aumentando su altitud, corta a las curvas de nivel por su parte convexa. 4. Cuando la altitud de la divisoria va decreciendo, corta a las curvas de nivel por la parte cóncava.
  5. 5. 5. Como comprobación, la divisoria nunca corta una quebrada o río, sea que éste haya sido graficado o no en el mapa, excepto en el punto de interés de la cuenca. ALGUNAS CONSIDERACIONES ADICIONALES • La escala utilizada para delimitar las divisorias de las unidades hidrográficas sobre la hoja topográfica, es 1:50,000. • Tengan presente que toda línea divisoria de una unidad hidrográfica, se desplaza siempre entre dos curvas con igual valor de cota. • La divisoria debe pasar, en lo estrictamente posible, por los puntos de mayor nivel topográfico; en otras palabras, la línea divisoria debe unir los puntos con mayores valores de altitud, excepto en aquellos casos que obliguen a realizar trazos poco prácticos, complejos y “forzados”, que de cierto modo, desnaturalicen la forma de la unidad hidrográfica. Los meandros: Un meandro es una curva descrita por el curso de un río cuya sinuosidad es pronunciada. Se forman con mayor facilidad en los ríos de las llanuras aluviales con pendiente muy escasa, dado que los sedimentos suelen depositarse en la parte convexa del meandro, mientras que en la cóncava, debido a la fuerza centrífuga, predomina la erosión y el retroceso de la orilla. Cuando debido a la erosión dos cauces curvos se encuentran, el río corta camino a través de la zona donde se oponen las corrientes y se forma un lago de herradura o de collera de buey (en inglés oxbow lake), ya que los sedimentos cierran la entrada y salida del antiguo meandro, quedando fuera del cauce del río. Algunos de estos meandros secos reciben nombres locales: en Aragón, los meandros secos del río Ebro se llaman galachos; en los Estados Unidos, en el suroeste también son conocidos como «rincón» y en el Sur, a los antiguos brazos y meandros del río Mississippi se les llama bayou, una voz que por extensión se aplica a esos mismos elementos en otros lugares. La mayoría de los meandros se producen en el curso inferior del río. La erosión es mayor en el exterior de la curva donde la velocidad es mayor. La deposición de sedimentos se produce en el borde interior debido a que el río, desplazándose lentamente, no puede llevar su carga de sedimentos, creando un deslizamiento de la pendiente, llamado un punto bar (point bar). El movimiento más rápido en el exterior de la curva tiene más capacidad erosiva y el meandro tiende a crecer en la dirección hacia fuera de la curva, formando un pequeño acantilado o ribera recortada (cut bank). Esto puede observarse en las zonas en que crecen sauces en las riberas de los ríos; en el interior de los meandros, los sauces están a menudo muy lejos de la orilla, mientras que en el exterior de la curva, las raíces de los sauces están a menudo expuestas inferiormente lo que, finalmente, lleva a los árboles a caer en el río. Esto muestra la circulación del río. La caída se produce por lo general en las partes cóncavas de las orillas, provocando movimientos de masas, tales como deslizamientos. Meandros encajados: Si la región por la que circula la corriente se ve sometida más tarde a una elevación tectónica, los cursos meándricos reanudan de nuevo la erosión hacia abajo, en un proceso conocido como rejuvenecimiento. Los meandros acabaran siendo un profundo valle, y son conocidos como meandros encajados. Los ríos de la meseta de Colorado y los arroyos de la meseta de Ozark tiene varios meandros destacados de este tipo. Los meandros encajados también pueden formarse con un descenso global del nivel básico debido al descenso en el nivel del mar. Los meandros encajados son lugares deseables para la construcción de fortificaciones.
  6. 6. Meandro abandonado: A veces un meandro encajado se corta, similar a un lago en herradura. El terreno resultante se conoce como un meandro abandonado. En el suroeste de los Estados Unidos también es conocido como un «rincón». Un ejemplo destacado, en el lago Powell, se llama apropiadamente «El Rincón». Lago en herradura: Los lagos en herradura (oxbow lake) se crean cuando crecen cada vez más los meandros y se entrecruzan unos con otros, cortando un bucle del meandro, y dejándolo sin corriente activa. Con el tiempo, estos brazos abandonados tienden a secarse o rellenarse con sedimentos. Barras: Las barras son el resultado de continuas migraciones laterales de un bucle de un meandro que crea una cresta asimétrica y una topografía deprimida en el interior de las curvas. La topografía, en general, paralela al meandro está relacionada con la migración de las formas de barra y caídas de vuelta en el que se tallan los sedimentos a cabo desde el exterior de la curva y el depósito de sedimentos en el agua que fluye lento en el interior del bucle, en un proceso llamado acreción lateral. Las barras de sedimentos se caracterizan por el cruce del cauce y un patrón de refinados alzamientos. Estas características son el resultado de la dinámica fluvial del sistema, donde los granos más grandes transportan alta energía durante las crecidas y luego caen poco a poco hacia abajo, depositando material más pequeño con el tiempo (Batty 2006). Los depósitos en los meandros de los ríos son, por lo general, homogénea y lateralmente expansivos a diferencia de los más heterogéneos depósitos del río. Hay dos patrones de depósito de las barras: el patrón de acreción de Eddy y el patrón de punto bar. Cuando se mira el valle del río se pueden distinguir porque el punto-bar son pautas de desplazamiento convexo y la acreción Eddy son cóncavos.15 Las barras a menudo son más claras en las cimas de las cordilleras y más oscuras en las canales. Esto se debe a que la parte superior puede ser modelada por el viento, ya sea añadiendo o quitando granos y manteniendo la zona sin vegetación, mientras que la oscuridad en las canales puede atribuirse al lavado de limo y arcillas en períodos de crecida. Esto añade sedimentos además de que el agua que queda en las canales es, a su vez, un entorno favorable para la vegetación que también se acumula en los canales.

×