Successfully reported this slideshow.
We use your LinkedIn profile and activity data to personalize ads and to show you more relevant ads. You can change your ad preferences anytime.

Producción yerbatera

1,311 views

Published on

  • Be the first to comment

Producción yerbatera

  1. 1. El objeto de estudio es la producción yerbatera en Misiones. La circunstancia de estamonografía es el trabajo final del Seminario y abarca el período de la declaración delterritorio como parte de las tierras productivas de la Argentina, hasta la actualidad. Noes un trabajo exhaustivo y la instancia de investigación se limita a la bibliografíafacilitada, y algunas notas periodísticas para completar el estado del arte en el tema.Contexto generalLa relación de la provincia de Misiones con la Nación está signada por su inicio luegode la Guerra de la triple Alianza en la que se produce la ocupación del territorio,subordinada económica y políticamente hasta la provincialización. Subsidiaria de laPampa húmeda. Extracción de riquezas naturales y sobreexplotación de la fuerza detrabajo, son su derrotero hasta la fecha.Formalmente, a partir del 53 se integró a la vida cívica del país, con todas lasinterrupciones democráticas. Restricción de participación en la vida política. El acceso ala tierra en general, para los colonos pequeños agricultores fue de parcelas de 25 has., seprodujeron procesos de concentración económica de la burguesía agroindustrial, eldeterioro de los precios para la producción, el monopolio del acopio y un problema: lasorganizaciones de los plantadores grandes como la Federación de Cooperativas y laAsociación Rural Yerbatera que compartían intereses con los sectores patronales y noasí, con los productores pequeños y medianos. Hay monopolio en la fase decomercialización. El estado no atendía las demandas de los pequeños productores. Estosse nuclearon en el Movimiento Agrario Misionero, –MAM- y fueron reprimidos poracciones del Estado, luego se dividirían antes de la dictadura del 76. Desregulación delestado de la economía: el mercado ponía las reglas.El estado llevó adelante la obra de infraestructura de alto Paraná, que es capitaltransnacional y Yaciretá, el primero fue planificado por el desarrollismo de finales del50 y el segundo fue un acuerdo de Perón y Stroessner.En el 83 la política se enfocó en apoyar la organización de productores por sector:tabacaleros, yerbateros, tealeros y así sus dirigentes muchas veces representaron losintereses de los empresarios y no los de los agricultores. De simbolizar antes elprogreso pasó a ser el sufrido y pobre colono y el Estado, un interlocutor sordo a sus 1
  2. 2. problemas, llevándolos en casos a la imposibilidad de la reproducción social de esaspequeñas producciones agrícolas.En 1991 se acentuó el proceso por el decreto de desregulación del gobierno de Menem.El estado pasó a invertir en infraestructura económica: rutas, puentes, tendido de líneasde transmisión energética. En lo social: escuelas, hospitales, agua potable, viviendas. Yla inversión de capitales privados siguió concentrándose en la actividad agroindustrialcon la anuencia de los gobiernos. Con la apertura al capital internacional se desentendíade: telecomunicaciones, el agua y la foresto-industrial. Con capital nacional privatizó:banco provincial, ferrocarril, servicio postal, mantenimiento vial y la operación delaeropuerto. Las desigualdades se volvían estructurales: la clientelización política, loscaudillos y déspotas con distintas formas de control social, uso de recursos estatales yalianzas tácticas con los gobiernos centrales.El territorio de Misiones hasta la llegada de Rudecindo Roca no estaba despoblado,había actividad económica y por apropiación del espacio luego de la guerra que perdióParaguay contra Brasil y Argentina, este espacio fue incorporado a la órbita dehegemonía de esta última y dejada al cuidado administrativo de Corrientes, que velaríapor la integración de la posesión de las tierras nacionales, aunque las vendió en unaapurada sesión de la legislatura a unos veinte latifundistas antes que la Nación lasdecretara territorio nacional y las incorporara junto a los territorios del sur -la“conquista del desierto”-, permitiendo así, la ampliación de tierras cultivables y pasarana ser las tierras productivas del país. Con ello le quitaría la jurisdicción sobre lasmismas a Corrientes.Así la provincia de Misiones estuvo 70 años subordinada económica y políticamente alpaís central. Sin autonomía, como otras provincias. Las fronteras, con todo, no eranclaras pero, instalada y organizada la administración nacional comienza en 1890 lacolonización oficialmente. (Una primera inmigración, antes que los polacos yucranianos de Apóstoles, fue la que trajo Bertoni consigo a orillas del Yaberibí, tal vezentre ellos estaban los Quadri. Esta familia inscribió a sus hijos en el registro de laCatedral de Posadas, registro que hemos visto y del cual tomamos copia el año pasado)En el norte se desarrolló la actividad económica específicamente con la extracción deyerba y madera, al sur la ganadería y en el centro la producción agrícola a pequeñaescala. La colonización constituyó a la sociedad misionera en una de matriz multiétnica.La educación pública y el servicio militar obligatorio fueron los instrumentos del estado 2
  3. 3. para hacer-los nacionales. Otro aporte a la argentinización sería el tren que llegó en1912 y la radio.En el campo de la producción, la yerba mate fue el cultivo colonizador por excelencia,porque los obligó a interactuar en el idioma oficial con el mercado y el sistemaimpositivo y crediticio. Desde el estado se impulsó la ocupación de las pocas tierrasfiscales que habían escapado a las ventas fraudulentas por parte de Corrientes. Hubocolonizaciones privadas lo cual significaba que un propietario traía inmigrantes y lesvendía fracciones de su propiedad. La tierra era adjudicada conforme a la leyAvellaneda (máximo 100 hectáreas) pero, en Misiones históricamente se asignabanlotes de 25 hectáreas; en los años veinte la condición para acceder a la tierra además, eraproducir yerba pero, ni el tamaño ni la calidad de tierra abonarían posibilidadesdiferenciadas para la estructura social agraria. Por otra parte la ocupación informal deparcelas más pequeñas fue una constante.-Hay tres períodos de acuerdo al Consejo Federal de Inversiones –citado por la autoraSchvorer- y continuamos con su trabajo que nos da bases para comprender la estructuraagraria de Misiones. Un primer momento es el período de 1880 a 1935, comienzo yfinal, respectivamente, de la inmigración activa e impulsada. Del 35 al 55 el segundoperíodo en el que ocurre la provincialización y un tercer período que sirvió a laconsolidación de la pequeña y mediana explotación agraria produciendo a su vez lamayor diversificación de cultivos y es la etapa en la que se constituye la clase mediarural.La autora propone un cuarto período para el análisis de los últimos 25 años en los que elestado ha apoyado la explotación forestal con la consiguiente concentración de tierrasque expulsó a la población rural y depreda la selva paranaense. Los agroindustriales y laganadería intensiva en el sur, la subdivisión en ínfimas parcelas de las explotacionesfamiliares o la ocupación de tierras de aquellos grandes propietarios a los que vendióCorrientes. Mayor concentración de la producción, manufactura y comercialización delos cultivos en manos de molineros y acopiadores que generan dependencia en losproductores.Descapitalización, empobrecimiento y éxodo a los centros urbanos que, pone encuestión la existencia de productores familiares misioneros. Capital local y extranjero enforesto-industria que generan problemas ambientales y sociales: depredación de flora yfauna, contaminación de las aguas, monocultivo, agroquímicos en el tabaco y forestal.Feriantes con productos con mayor o menor elaboración. Colectivos nuevos como 3
  4. 4. ecologistas, mujeres campesinas, la parcialidad Mbya Guaraní. Empresas constructorasprovinciales y extraprovinciales. La miseria rural provoca la migración a los cordonesurbanos de las ciudades: villas miseria en los pueblos, clientelismo.Nos preguntamos; ¿para quién es el desarrollo en Misiones?La yerba y sus productoresSegún los autores “Equipo Misiones”, en el 42% del territorio hay chacras de 1 a 200has. En otro 12 % hay chacras de 200 a 1000 has y en el otro 44 % hay 161 campos demás de 1000has. De 2 millones de has. hay 750 mil cultivadas: 425 mil de produccióngeneral y ganadería, 325 grandes latifundios forestados con subsidios y exencionesimpositivas del estado. La mayor migración de personas se da desde la colonia deEldorado, Montecarlo e Iguazú. Los grandes forestadores tienen desgravacionesimpositivas a 30 años por la ley forestal de 1999 y el valor de la tierra se incrementó. Elmonocultivo produce la concentración sin respetar las normas de preservación de suelo.En contraposición, el productor familiar posibilitaría más trabajo, diversidad en laproducción y menor degradación. Mayor calidad de vida a las personas.Estos autores periodizan en antes del 76 con un organismo regulador –CRYM- delestado (fondo del tabaco, el té, la carne y granos a nivel nacional también, son otros)que fue intervenido por el gobierno de facto y entre los años 79/81 se desreguló elmercado. En la provincia y en un gobierno elegido por el voto se organizó elCOPRODECO –hoy IFAI- para el reparto de tierras fiscales. En el 91 se liquidófinalmente la CRYM, en el 98 se produjeron movilizaciones por el precio de la yerbaque sería atendido recién en el 2002 a consecuencia del “tractorazo” que se plantó antela casa de Gobierno. Y la creación del INYM.De acuerdo al texto de Gortari, se conformó la multisectorial –APAM- y el INYMcomo un directorio con capacidades para resolver los problemas del sector, aunque porunanimidad. Si bien en ese momento lograron mejorar el precio del kg de hoja verde,hasta la fecha no está lograda la protección que se enunció para el pequeño productor.De acuerdo a artículos periodísticos para conocer el estado de cosas actual, vemos quehubo intentos en los últimos meses de modificar la composición –artículo 6 de la ley25564- del directorio y ampliar su número a quince integrantes, a lo que se opusierondiputados y senadores de la provincia en un comunicado conjunto, porque “…acarrearía 4
  5. 5. problemas de funcionamiento…” coincidieron en la necesidad de buscar “mecanismosque aseguren el trabajo coordinado del conjunto del sector yerbatero”1A septiembre de corriente año se publicó en Primera Edición on line2 que se esperadictamen de la Comisión de Agricultura de la Cámara de Diputados de la Nación yrefiere a las iniciativas actuales en el ámbito que afectará a la producción y se trata de lanecesidad de que las resoluciones en el Directorio del organismo se tomen con trescuartas partes de los miembros del mismo para el precio del producto cada año, en lugardel criterio de unanimidad que se aplica, entre otras resoluciones sobre proyectos de loscorrentinos, que apelan al principio de igualdad de la Constitución por la representaciónde Corrientes en el INYM y el otro sobre el envasado en origen-; de ser aprobados en laComisión pasará a la de Industria y Comercio en la que también deberán ser aprobadospara ser habilitados al debate en el Parlamento.Volviendo al texto de Gortari, el 60% del 42 % del territorio laborado es con yerba osea, Misiones tiene 200mil has. de minifundios de yerba, de hasta diez has. junto aagricultura familiar. Es la tercera producción de la provincia. Hay 200 secaderos quehacen el proceso industrial. 100 molinos y 12 empresas que distribuyen ycomercializan, de las cuales 5 concentran el 50 % de las ventas. A los productorespequeños, hay que sumar otros actores como los tareferos y sus familias.Los problemas de los sistemas de producción de acuerdo al autor son: la baja capacidadde organización de los pequeños y medianos productores lo que dificulta la inserción delos mismos en las cadenas comerciales, baja rentabilidad en los estratos de pequeñosproductores por problemas de escala y escaso desarrollo de tecnologías adaptadas asistemas productivos mayoritarios en la región.Y anticipa que se puede prever que en los próximos años, que el incremento depoblación traerá aparejado subdivisión indefinida y atomización de lotes agrícolas,generando mayor pobreza en áreas rurales y la consecuente expulsión de poblaciónhacia las áreas urbanas. Se puede decir que las políticas del estado que atraviesan laproducción de la provincia están orientadas a los que la concentran junto alprocesamiento, distribución y comercialización de la yerba. La política misionera seorienta a servir a los que más poseen. Los programas para pequeños productores sonuna continuidad del modelo neoliberal y sirven para paliar efímeramente los problemas1 Tomado del diario digital: www.tierradeperiodistas.com/tools/imprimir.php?op=not&id=88052 primeraedicionweb.com.ar/nota/impreso/71362/corrientes-espera-dictamen-la-semana-proxima-por-la-yerba-mate.html 5
  6. 6. de subsistencia de los productores involucrados y otros trabajadores del sector agrario,ellos no modifican la orientación del modelo de desarrollo rural implementado por elestado hace 30 años. Se ve un hilo conductor en la política que es transformar a laprovincia en forestal, turística y energética, pensando en afuera y apoyando las grandesinversiones privadas. Indicadores socio-económicos de los productores declinaron,creció la madera, los servicios del estado, el comercio y el turismo.Conclusión e inferencias: Las decisiones del estado no aparecen cómo dadas paratodos por igual, para todos los que votan sus gobiernos y dan sentido a la existencia deestado democrático, de acuerdo a la idea de estado de la modernidad.Las trabas a la propiedad de la tierra por lo expuesto arriba, en tantísimos casos siguesiendo un problema. De vieja raigambre, cómo es el caso de las tierras que Nuñezobtuvo para hacer Colonias en la zona de Dos de Mayo y El Alcázar –nombresespañoles- en donde se venden hasta la fecha, chacras y terrenos con sólo Boleto deCompra-Venta porque la propiedad entró en sucesión y los herederos no escrituraron. Elestado provincial también estuvo y está ausente para estas familias.El desarrollo histórico de la agricultura fue de regulaciones de precio al productor,formas de pago y cupos de producción y luego desregulación, afectaron a los colonosporque, el deterioro de los precios no afectó a los privilegiados que monopolizaronhectáreas de plantación y son además, actores de otros eslabones de la cadena deproducción y, con el poder de decisión al amparo del estado para intervenir en todas lasfases de la producción. Hay monopolio en la industrialización y la comercialización.Hay una relación de dominio del sector económico concentrado –plantador, molinero-industrial- y organizaciones del tercer sector –cooperativa, acopiador- ejercidas con laayuda de los gobiernos para someter a los más pequeños productores.Enumerados los varios problemas en la producción yerbatera y resumiendo, se puedeconcluir en que las perspectivas no aparecen modificatorias sustanciales de la vida delos postergados de la cadena porque desde el poder político se deja que la “manoinvisible” dirija la producción pequeña y mediana. Los tareferos, casi tantos comoexplotaciones pequeñas hay, son objeto de programas focalizados por parte del estado, yambos actores despojados de sus derechos de trabajar, comerciar y decidir librementesobre sus pequeñas propiedades. A la manera feudal unos pocos se benefician delaparato del Estado y la mayoría debe darle tributo. O migrar para cerrar el propósito delas políticas que implementa esa minoría. 6
  7. 7. AnexoBibliografía consultada: Misiones. Estructura social agraria, estado y conflictos sociales. Las circunstancias de una historiografía regional de Esther Lidia Schvorer. La agricultura familiar en Misiones: confrontación de modelos de desarrollo (2005) INDES _Insituto de Desarrollo social y Promoción Humana Misiones- Equipo Misiones. Conflictividad social en la economía yerbatera: una interpelación a la (in)decisión del estado de gestionar un plan estratégico sectorial de desarrollo sostenible. Javier Gortari UNaM-FHyCs.Ss. Autor: Susana Bartz Derechos Reservados susanabartz@yahoo.com.ar 7

×