Es Mercadal - Ferreries

475 views

Published on

Menorca311005

Published in: Technology
0 Comments
0 Likes
Statistics
Notes
  • Be the first to comment

  • Be the first to like this

No Downloads
Views
Total views
475
On SlideShare
0
From Embeds
0
Number of Embeds
25
Actions
Shares
0
Downloads
0
Comments
0
Likes
0
Embeds 0
No embeds

No notes for slide

Es Mercadal - Ferreries

  1. 1. Lunes 31 de Octubre de 2005 Etapa 3: Es Mercadal – Ferreries Recorrido: 40 Km Desnivel: 827 m
  2. 2. Altimetría de la 3ª etapa: Es Mercadal - Ferreries (40 Km)
  3. 3. Una vez hubimos desayunado fuerte en el buffet del hotel y después de vestirnos de ciclistas con el maillot que nos regalaron de “Sa Volta” a Menorca, bajamos a por las bicis para cargarlas en el camión que las llevaría hasta Es Mercadal, salida de la tercera y última etapa. Después del viaje en el autocar, y de dar varias vueltas por el pueblo buscando aparcamiento, llegamos a la Plaça Galbis. Una vez recuperadas las “máquinas” del volquete del camión, nos acercamos hasta el control de firmas para dejar constancia “oficial” de nuestra presencia. El pueblo, muy tranquilo, se vió desbordado por decenas, cientos de bikers, que merodeaban por los alrededores, calentando la musculatura, para la primera subida del día, el Toro. Además, el silencio de las calles se rompió con la música dance y los gritos de animo del “speaker” oficial de La Volta, que nos acompañó y alentó, al comienzo y al final, durante las tres etapas.
  4. 4. Emilio dejando su firma en el control.
  5. 5. Por primera vez, en los tres días que duró esta I Volta a Menorca, el día amaneció cubierto de amenazantes nubes de agua, pero por suerte no cayó ninguna gota y no hizo falta el uso del impermeable.
  6. 6. Durante el calentamiento y mientras Emilio petaba la xerrada con Fernando, Asier y Jordi, yo me hice los primeros metros de lo que iba a ser la salida de la etapa. A la salida del pueblo de Es Mercadal, a la altura de una rotonda me detuve para hacer esta foto de el Toro, cima que creía que íbamos a subir en su totalidad. Nos habían avisado de que esta última etapa iba a ser la más dura de las tres, así que nos la tomamos en plan tranquilo para poder disfrutar de los paisajes y hacer el mayor número posible de fotos, aunque la luz del sol no se dejara ver. La guardia civil se preparaba para cortar la carretera y abrir camino escoltando al pelotón.
  7. 7. El pelotón esperando el inicio de la última etapa. Al fondo, a la derecha, el Toro, la montaña más alta de Menorca, con 361 metros de altitud.
  8. 8. La salida se hacía desde la Plaça G. Galbis de Es Mercadal.
  9. 9. Como de costumbre Emilio (detrás mío) y yo, salimos los últimos del pelotón, siguiendo nuestro ya famoso lema: “Nosotros no vamos a disputar, vamos a disfrutar”. Al fondo, animando la salida del pelotón, los alumnos de un colegio próximo. En todas las etapas tuvimos público muy entusiasta.
  10. 10. Después de subir las primeras rampas por asfalto de el Toro, nos desviamos a la izquierda para coger un estrecho sendero, con una considerable inclinación, en el que debemos coger tanda para seguir subiendo tranquilamente, pero esta vez, a pie. De ahí el nombre de: serpiente multicolor 
  11. 11. Después de un bajada muy divertida por un estrecho sendero, salimos a un pista ancha donde la fotógrafa oficial de la organización nos hizo un par de fotos para que nos lleváramos un recuerdo.
  12. 12. El recuerdo se lo llevaba Emilio, pero en forma de rama en la rueda trasera, por eso esta persona de amarillo miraba mi rueda, por si llevaba alguna enganchada. El de rojo limpiaba la zona de ramas.
  13. 13. ¿Un voluntario para hacernos una foto? Jordi, un socio del CC Sant Joan Despí, nos hizo esta foto a la entrada de la Cala Tirant.
  14. 14. Por la fina arena de la playa era imposible pedalear, así que todo el mundo fue paseando por la orilla hasta la otra punta de la playa.
  15. 15. Y en el último tramo hubo que cargar la bici a cuestas para cruzar el charco.
  16. 16. Una vez pasada la playa de Cala Tirant, una “vaca” de la Penya Ciclista de Ciutadella, nos preguntó a lo lejos, si queríamos seguir por un atajo, pero como no lo escuchábamos, al llegar a su altura nos mandó por la ruta que iba por las calas. Menuda suerte, sino nos hubiéramos perdido lo más interesante de la etapa, el sendero que seguía las playas del norte de la isla.
  17. 17. Después de escalar algunos puestos, de nuevo cerrábamos el pelotón que pasó en fila india por las playas.
  18. 18. Playas vírgenes y tranquilas son las que hay por esta zona. Por lo menos en esta época del año.
  19. 19. Senderos inclinados muy peligrosos, invitaban a poner pie a tierra.
  20. 20. Nos alejamos de la civilización, por estrechos y peligrosos senderos que recorren las calas vírgenes de la costa norte de Es Mercadal.
  21. 21. Subidón de adrenalina. Se me pusieron de corbata.
  22. 22. Aquí ya está algo más fácil, aunque la procesión va por dentro.
  23. 23. Emilio lo tiene dominao , parece todo un profesional. Tiene nervios de acero.
  24. 24. En algunos tramos, las señales que indicaban el camino, eran bien visibles, aunque hubo algunos tramos en los que tuvimos que hacer uso de la intuición.
  25. 25. Aunque con algunas piedras de por medio, en algunos tramos se podía transitar perfectamente montado sobre la bici, e incluso se podían hacer buenos descensos, eso si, con los frenos en buenas condiciones.
  26. 26. Por la falda de la montaña, la serpiente multicolor se dirigía hacia el muro de piedra que debía que sortear.
  27. 27. Mientras los demás bikers van pasando el muro, nosotros aprovechamos para hacer algunas fotos. Emilio en la playa de Cavalleria.
  28. 28. Por aquí la cosa está más difícil, así que mejor ir a patita no vayamos a fastidiarnos el día.
  29. 29. Durante el siguiente tramo, me caí un par de veces sobre una planta de la zona, que ya me avisaron que picaba. Y así fue, hasta que no llegué al avituallamiento, las rozaduras en piernas y brazos se me inflamaron y parecían tener fuego en el interior. Suerte que en el avituallamiento, la ambulancia que nos acompañaba, me suministró una pomada con cortisona para calmar la hinchazón y el picor.
  30. 30. Nos acercamos a Binimel.là, donde nos esperaba el avituallamiento que incluía lo de siempre: bocadillo, fruta, barritas y toda clase de zumos y bebidas isotónicas. Y como siempre llegábamos de los últimos, mientras que los primeros ya se disponían a salir.
  31. 31. Bajando a todo trapo por una pista, nos inmortalizó la fotógrafa de la organización.
  32. 32. Foto de la organización en la que nos cazaron pasando, las bicis a pulso, la valla que cortaba el camino. Emilio llegando a la última subida dura de la etapa. Fue realmente dura, sólo hay que ver el perfil y la cara.
  33. 33. ¡¡¡ CONSEGUIDO !!! Estamos en Ferreries. La I Volta a Menorca ya forma parte de nuestro palmarés.
  34. 34. Hasta el año que viene !!!

×