Historia de la estetica

4,195 views

Published on

Historia de la estética, dedicado a mi pata de arte, el QTM. Escupe!

Published in: Education

Historia de la estetica

  1. 1. Es una rama de la filosofía que estudia la belleza y la experiencia estética. También se ocupa de problematizar al arte para explicar sus fundamentos.  La palabra “estética” fue utilizada por vez primera por Baumgarten en el s. XVIII y proviene de la voz griega aisthesis que significa sensación. Es decir, la estética sería el análisis del conocimiento originado por medio de la experiencia sensible, en especial, de aquello que impacta nuestros sentidos de la vista y el oído y nos genera una valoración inmediata. 
  2. 2. Es la experiencia valorativa que tiene todo ser humano ante la belleza de los objetos de su entorno. Tiene 2 elementos:  Sujeto: es el agente que valora con goce la presencia de un objeto considerandolo como bello o feo.  Objeto: es aquello que tiene la función de hacer aparecer en la consciencia de hombre imágenes que son apreciadas o despreciadas   Tipos:  Naturales – montaña, valle, flor  Sociales – guerras, revoluciones, fiesta patronal  Obras de Arte – poema, escultura, drama, melodía
  3. 3. ¿Qué tipo de actividad es el arte? ¿qué objeto es obra de arte y qué no lo es?  Se entiende que “arte” hace referencia a la habilidad técnica y al talento creativo del artista.  Se clasifican en arte útiles y artes bellas  Hay que mencionar que quienes buscan provocar reacciones solamente instintivas o sentimientos a través de sus obras, no son artistas, son artesanos.  
  4. 4.   Artes bellas: Van más allá del mundo concreto representando la vida inmediata en imágenes de apreciación estética. Hay tres clases: › A. B. del espacio  Pintura  Escultura  Fotografía › A. B. del tiempo  Literatura  Música › A. B. del movimiento  Danza  Teatro  Cine
  5. 5.   Artes Útiles o industriales (artesanías) Construye instrumentos para operar sobre la realidad o para satisfacer necesidades humanas › › › › › › › › › Carpintería Herrería Albañilería Cerámica Diseño (gráfico, de interiores, de moda) Estilística (peluquería, maquillaje, vestimenta) ¿Arquitectura? ¿Tauromaquia? ¿Pornografía?
  6. 6. ¿Qué es la belleza y qué nos lleva a buscarla?  ¿De qué depende?  ¿Depende del estado de ánimo, del deseo, del interés o de los sentimientos del ser humano?  ¿Depende del objeto bello y sus cualidades? 
  7. 7.    Según su escuela, los cielos, al girar de acuerdo con el número y la armonía, producen una “celestial música de esferas, conciertos bellísimos, que nuestros oídos no perciben –o ya no saben distinguir- porque se han habituado a oírla desde siempre” El principal apoyo empírico para el concepto pitagórico del universo numérico procedía de la música, en donde habían advertido algunas relaciones notables entre sonidos armónicos y razones numéricas simples. La reducción de la música, por ejemplo, a simples relaciones numéricas fue posible para los pitagóricos cuando descubrieron dos hechos: primero, que el sonido producido al pulsar una cuerda depende de la longitud de la cuerda, y segundo, que los sonidos armoniosos son emitidos por cuerdas igualmente tensas cuyas longitudes son entre sí como las razones de números enteros.
  8. 8.   La belleza tiene base metafísica. Un objeto es bello no por su manifestación sensible sino por su esencia intrínseca. La belleza es la expresión de algo suprasensible que llega a materializarse en las cosas Hay tres formas de manifestaciones de belleza: › Fisica › Espiritual › En-sí  El artista hace imitaciones y sus obras son copias de copias. El arte vela la verdad, corrompe al hombre, los deseduca, le desencadena emociones y sentimientos reduciendo lo racional.
  9. 9.    La emoción estética se produce exclusivamente por la forma del objeto, la simetría, la estructura y la proporción de las partes con el todo. El arte es una imitación. El artista separa la forma de la materia de las cosas e impone la forma sobre otra materia (lienzo, mármol). La obra de arte es un símbolo universal. La finalidad del arte es purificar las pasiones, causar placer estético que nos descargue de emotividad y nos cure (catarsis)
  10. 10.  Diógenes de Babilonia y Cicerón parecen haber sostenido que la belleza depende de la disposición de las partes. El deleite de la belleza se hallaba vinculado a la virtud, que se manifiesta en una vida ordenada, vivida con decoro (to prepon). Y así, estimaban que de la poesía de buena ley puede obtenerse, elevación racional del alma (chara), de acuerdo con el objetivo estoico de la tranquilidad. Los estoicos enfatizaron las ventajas morales de la poesía como su principal justificación, y sostuvieron que puede alegorizar la verdadera filosofía
  11. 11.  Filodemo sostuvo que la música, por sí misma es incapaz de suscitar emociones o de producir transformaciones éticas del alma. Además afirmó que la bondad poética (to poietikon agathon) no viene determinada ni por la intención didácticomoral (didaskalia), ni por el placer de la técnica y la forma, ni por la suma de ambas, sino por la inefable e incognoscible unidad de la forma y el contenido.
  12. 12.    Plotino expuso que el arte revelaba la forma de un objeto con mayor claridad que la experiencia normal y lleva al alma a la contemplación de lo universal. Sostiene que la belleza se encuentra en las cosas vistas y oídas, y también en el buen carácter y la buena conducta. Plotino dice que las meras cualidades sensibles (colores y tonos), y también las cualidades morales, pueden tener belleza aunque no puedan ser simétricas; más aún un objeto puede perder parte de su belleza (como ocurre en la muerte) sin perder simetría alguna. Por ende la simetría no es condición necesaria ni suficiente de belleza.
  13. 13.  No hay belleza sin participación en la forma ideal, es decir, sin encarnación de las ideas platónicas; lo que marca la diferencia en una piedra antes y después de que el artista la esculpe, es que el escultor le da forma. Donde se hacen presentes las formas ideales, dice, la confusión se ha “transformado… en cooperación”, cuando un objeto es unificado, “la belleza sienta en él su trono”. Una cosa homogénea, como un remiendo de color, está ya unificada por la semejanza de toda ella; una cosa heterogénea, como una casa o un barco, está unificada por la presencia de la forma, que es un pensamiento divino. En la experiencia de la belleza el alma goza al reconocer en el objeto cierta “afinidad” consigo misma porque en esta afinidad se hace consciente de su propia participación en la forma ideal y en su divinidad.
  14. 14.  Nos remontamos de la contemplación de la belleza sensible al goce de las acciones bellas, a la belleza moral y a la belleza de las instituciones, para alcanzar finalmente la belleza absoluta. Plotino distingue tres caminos hacia la verdad: el del músico, el del amante y el del metafísico; y habla de la naturaleza como dotada de una hermosura susceptible de provocar en su extasiado admirador la idea de esas y otras bellezas más altas que se ven reflejadas en ella.
  15. 15.  Enemigo de la guerra y su reverso, la medalla no propuse otra batalla que librar al corazón de ponerse cuerpo a tierra bajo el paso de una historia que iba a alzar hasta la gloria el poder de la razón y ahora que ya no hay trincheras el combate es la escalera y el que trepe a lo mas alto pondrá a salvo su cabeza Aunque se hunda en el asfalto la belleza... Míralos, como reptiles, al acecho de la presa, negociando en cada mesa maquillajes de ocasión; siguen todos los raíles que conduzcan a la cumbre, locos por que nos deslumbre su parásita ambición. Antes iban de profetas y ahora el éxito es su meta; mercaderes, traficantes, mas que nausea dan tristeza, no rozaron ni un instante la belleza... Y me hablaron de futuros fraternales, solidarios, donde todo lo falsario acabaría en el pilón. Y ahora que se cae el muro ya no somos tan iguales, tanto vendes, tanto vales, ¡viva la revolución! Reivindico el espejismo de intentar ser uno mismo, ese viaje hacia la nada que consiste en la certeza de encontrar en tu mirada la belleza…
  16. 16.  La percepción de la belleza implica un juicio normativo. Percibimos los objetos ordenados como ajustados a lo que deben ser, y los objetos desordenados como no ajustados a ello; esta es la razón de que el pintor pueda rectificar sobre la marcha y de que el crítico pueda juzgar. Pero esta perfección o imperfección no puede ser meramente percibida; el espectador ha de llevar dentro un concepto del orden ideal, que le fue dado por cierta “Iluminación divina”. De aquí se sigue que el juico de belleza es objetivamente válido: no puede darse en él relatividad alguna.
  17. 17.  La bondad es uno de los conceptos trascendentales de su metafísica, siendo predicable de todos los seres y hallándose presente en todas las categorías aristotélicas; es el Ser considerado en relación con el deseo o apetito. Lo agradable o placentero es una de las divisiones de la bondad: “lo que ultima el movimiento del apetito en forma de descanso en la cosa deseada, se denomina agradable”. Y la belleza es aquello que agrada a la vista.
  18. 18. La contemplación visual se extiende aquí a cualquier otra percepción cognoscitiva; la percepción de la belleza es una especie de conocimiento. Dado que el conocimiento consiste en abstraer la forma que hace a un objeto ser lo que es, la belleza depende de la forma. La belleza incluye tres condiciones:  1) Integridad o perfección: los objetos rotos o deteriorados o incompletos, son feos.  2) Debida proporción o armonía. Esto puede referirse a las relaciones entre las partes del objeto mismo, pero sobre todo se refiere a cierta relación entre el objeto y quien lo percibe: por ejemplo, el que el objeto claramente visible sea proporcionado a la vista  3) Luminosidad o claridad. Se considera que la luz es un símbolo de la belleza y verdad divinas. La claridad es ese resplandor de la forma que se difunde por las partes proporcionadas de la materia. 
  19. 19.   En la contemplación el alma sale en algún modo del cuerpo para emigrar hacia una conciencia puramente racional de las formas platónicas. Esta concentración interior es necesaria para la creación artística, que implica desapego de lo real para anticipar lo que aún no existe, y también se necesita para la experiencia de la belleza. (Esto explica el que la belleza solo pueda ser captada por las facultades intelectivas –vista, oído e inteligencia-, y no por los sentidos inferiores) Otros asuntos discutidos son la cuestión de si la poesía puede encasillarse en géneros fijos y obedecer a normas rígidas, tales como las unidades dramáticas; y la cuestión de si el poeta es culpable de decir mentiras o de inducir a sus lectores a la inmoralidad.
  20. 20.  CÓMO SER UN GRAN ESCRITOR   tienes que tirarte a muchas mujeres bellas mujeres y escribir unos pocos poemas de amor decentes y no te preocupes por la edad y/o los nuevos talentos. sólo toma más cerveza más y más cerveza. Ve al hipódromo por lo menos una vez a la semana y gana si es posible. aprender a ganar es difícil, cualquier idiota puede ser un buen perdedor. y no olvides tu Brahms, tu Bach y tu cerveza. no te exijas. duerme hasta el mediodía. evita las tarjetas de crédito o pagar cualquier cosa a plazos. acuérdate de que no hay un pedazo de culo en este mundo que valga más de 50 dólares (en 1977).                    
  21. 21.                                         y si tienes capacidad de amar ámate a ti mismo primero pero siempre sé consciente de la posibilidad de la total derrota ya sea por buenas o malas razones. un sabor temprano de la muerte no es necesariamente una mala cosa. quédate afuera de las iglesias y los bares y los museos y como las arañas sé paciente, el tiempo es la cruz de todos. más el exilio la derrota la traición toda esa basura. quédate con la cerveza la cerveza es continua sangre. una amante continua. agarra una buena máquina de escribir y mientras los pasos van y vienen más allá de tu ventana dale duro a esa cosa dale duro. haz de eso una pelea de peso pesado. haz como el toro en la primer embestida. y recuerda a los perros viejos, que pelearon tan bien: Hemingway, Celine, Dostoievsky, Hamsun. si crees que no se volvieron locos en habitaciones minúsculas como te está pasando a ti ahora, sin mujeres sin comida sin esperanza... entonces no estás listo toma más cerveza. hay tiempo. y si no hay está bien igual.
  22. 22.  Los tonos musicales como todas las sensaciones son mezclas confusas de infinitas muestras de petites perceptions que en cada momento se hallan en armonía preestablecida con las percepciones de todas las demás mónadas; al oír un acorde, el alma cuenta inconscientemente las pulsaciones y compara la razón matemática que, cuando es simple, produce la consonancia
  23. 23.  Consideró que las potencialidades y valores individuales específicos de la pintura y la poesía radica en sus propios medios distintivos. El medio de un arte son los signos que usa para la imitación; y la pintura y la poesía, cuando se examinan cuidadosamente en sus virtudes de imitación, resultan ser radicalmente distintas. Puesto que consta de formas y colores simultáneamente, la pintura es la más apta para reproducir objetos y propiedades visibles, pudiendo sugerir acciones solo indirectamente; la poesía es exactamente lo contrario.
  24. 24. La imaginación juega un papel decisivo aunque misterioso en la creación artística.  La imaginación es un sentido decadente en cuanto se refiere a los fantasmas o imágenes que subsisten después de haber cesado los mecanismos fisiológicos de la sensación. Pero así como hay una imaginación simple que es pasiva también hay una compuesta que crea nuevas imágenes ordenando las viejas. La serie de pensamientos de la mente va guiada por un principio general de asociación. 
  25. 25.  La tendencia de las ideas que la impulsa a asociarse y sucederse unas a otras en la mente es algo patológico del entendimiento: esto explica varios tipos de error y la dificultad de erradicarlos. La acción de la fantasía se hace sobre todo patente en la tendencia del lenguaje poético a convertirse en algo figurativo. Mientras estamos interesados por el placer, no pueden afectarnos tales ornamentos de estilo, pero las metáforas y símiles son trampas perfectas cuando nos interesamos por la verdad
  26. 26. Afirma que la belleza es aquel orden y disposición de las partes que, o por constitución primaria de nuestra naturaleza, o por costumbre, o por capricho, resulta apto para procurar placer y satisfacción al alma, admitiendo así un goce inmediato de la belleza, pero admitiendo también una transferencia de este goce por asociación.  Es natural buscar un patrón o estándar de gusto, merced al cual las preferencias estéticas pueden denominarse correctas o incorrectas, especialmente cuando se dan casos manifiestos de error. (“Jaime Bayli es mejor escritor que Mario Vargas Llosa”). Las normas o criterios de juicio han de establecerse reflexionando inductivamente sobre aquellas características de las obras de arte que las hacen más agradables a un observador cualificado, es decir, a un observador con experiencia, sereno, sin prejuicios. Pero siempre existen campos donde la preferencia sea debida al temperamento, la edad, la cultura y otros factores similares no modificables mediante razonamiento; no hay ningún patrón objetivo que permita solventar racionalmente tales diferencias. 
  27. 27.  El también filósofo Immanuel Kant estuvo interesado en los juicios del gusto estético. En su obra Crítica del juicio (1790) proponía que los objetos pueden ser juzgados bellos cuando satisfacen un deseo desinteresado que no implica intereses o necesidades personales. Además, el objeto bello no tiene propósito específico y los juicios de belleza no son expresiones de las simples preferencias personales sino que son universales. Aunque uno no pueda estar seguro de que otros estarán satisfechos por los objetos que juzga como bellos, puede al menos decir que otros deben estar satisfechos. Los fundamentos de la respuesta del individuo a la belleza, por lo tanto, existen en la estructura de su pensamiento. El arte debería dar la misma satisfacción desinteresada que la belleza natural. Resulta paradójico que el arte pueda cumplir un destino que la naturaleza no puede: puede ofrecer belleza y fealdad a través de un objeto. Una hermosa pintura de un rostro feo puede incluso llegar a ser bella.
  28. 28.  Según Georg Wilhelm Friedrich Hegel, el arte, la religión y la filosofía suponen las bases del desarrollo espiritual más elevado. Lo bello en la naturaleza es todo lo que el espíritu humano encuentra grato y conforme al ejercicio de la libertad espiritual e intelectual. Ciertas cosas de la naturaleza pueden ser más agradables y placenteras, y estos objetos naturales son reorganizados por el arte para satisfacer exigencias estéticas. Su obra Estética (1832) fue un punto de referencia importante para la estética moderna al aplicar los principios de su sistema al análisis de la obra de arte y de la historia.
  29. 29.   En el Arte, la idea se encarna en formas materiales. Esto es la belelza. De ese modo el hombre se explicita a sí mismo lo que él es y puede ser. Cuando lo material es espiritualizado en el arte, se da a la vez una revelación cognoscitiva de la verdad y una revigorización del observador. La belleza natural puede encarnar la idea hasta cierto punto; pero en el arte humano tiene lugar su más alta encarnación Hegel elabora una teoría de la evolución dialéctica del arte en la historia de la cultura humana, desde el arte simbólico oriental, donde la idea es avasallada por el medio, pasando por su antítesis el arte clásico, donde la idea y el medio están en perfecto equilibrio, para llegar a la síntesis, el arte romántico, donde la idea domina al medio y la espiritualización es completa.
  30. 30. El arte como todas las actividades superiores, pertenece a la superestructura cultural y está determinado por los condicionamientos sociohistóricos, especialmente los de carácter económico.  Según Engels, el artista ha de reflejar el movimiento de las fuerzas sociales y representar sus personajes como expresión de esas fuerzas y al hacerlo debe fomentar el proceso mismo revolucionario 
  31. 31. Arthur Schopenhauer creía que las formas del Universo, como las formas platónicas eternas, existen más allá de los mundos de la experiencia, y que la satisfacción estética se logra contemplándolos por el propio interés que provocan, como medios de eludir el angustioso mundo de la experiencia cotidiana. Otorgó una especial importancia a la música y analizó, de un modo original, los rasgos del artista.  Toda vida es sufrimiento. Ninguna satisfacción es permanente y el afán no encuentra un final en ninguna meta. Pero, podemos liberarnos del propio querer-vivir mediante la contemplación estética que es una actitud completamente desinteresada transformada mediante el arte que nos permite convertir en espectáculo el objeto del deseo. Así, en la contemplación estética de la música, por ejemplo, yo me siento extasiado, es decir, liberado de mí mismo, de la tiranía de mis deseos. La voluntad encuentra un reposo momentáneo en el arte. 
  32. 32. Friedrich Nietzsche aceptó en sus primeras obras la influencia de la visión de Schopenhauer, para discrepar más tarde de su magisterio. Nietzsche estaba de acuerdo con que la vida es trágica, pero esta idea no debería excluir la aceptación de lo trágico con alegre espíritu, pues su realización plena es el arte.  La temprana obra de Nietzsche presentaba una teoría de la tragedia que hacía derivar a ésta de la conjunción de dos impulsos fundamentales, denominados por Nietzsche espíritus dionisíaco y apolíneo: el primer consiste en un gozosa aceptación de la existencia, y el segundo, en una necesidad de orden y proporción. En el pensamiento nietzscheano posterior sobre el arte, es el primer espíritu el que predomina; insiste, en abierta oposición a Schopenhauer, en que la tragedia tiene por objeto no inculcar resignación o una negación budista de la vida, poniendo de manifiesto la inevitabilidad del sufrimiento, sino afirmar la vida misma en todas sus aflicciones, expresar la superabundancia de voluntad de poder del artista. El arte es un tónico, un gran sí a la vida. 
  33. 33.   Henri Bergson definió la ciencia como el uso de la inteligencia para crear un sistema de símbolos que describa la realidad aunque en el mundo real la falsifique. El arte, sin embargo, se basa en intuiciones, lo que es una aprehensión directa de la realidad no interferida por el pensamiento. Así, el arte se abre camino mediante los símbolos y creencias convencionales acerca del hombre, la vida y la sociedad y enfrenta al individuo con la realidad misma. La intuición o el instinto hecho autoconciente es lo que nos permite penetrar en la durée o élan vital, la realidad última, que nuestro intelecto “espacializante” inevitablemente deforma.
  34. 34.   El filósofo e historiador Benedetto Croce también exaltó la intuición, pues consideraba que era la conciencia inmediata de un objeto que de algún modo representa la forma de ese objeto, es decir, la aprehensión de cosas en lugar de lo que uno refleje de ellas. Las obras de arte son la expresión, en forma material, de tales intuiciones; belleza y fealdad, no obstante, no son rasgos de las obras de arte sino cualidades del espíritu expresadas por vía intuitiva en esa misma obra de arte.
  35. 35.  La estética es la ciencia de las imágenes, o el conocimiento intuitivo, como la lógica es el conocimiento de los conceptos, distinguiendose ambas del conocimiento práctico. En el nivel inferior de la consciencia, hay meros datos sensoriales o impresiones que, cuando se autoclarifican, son intuiciones, y se dice también que son expresados. Expresar al margen de cualquier actividad física externa es crear arte. Por ello, intuición=expresión
  36. 36.   El pedagogo y filósofo estadounidense John Dewey consideraba la experiencia humana como inconexa, fragmentaria, llena de principios sin conclusiones, o como experiencias manipuladas con claridad como medios destinados a cumplir fines concretos. Aquellas experiencias excepcionales, que fluyen desde sus orígenes hasta su consumación, son estéticas. La experiencia estética es placer por su propio interés, es completa e independiente y es final, no se limita a ser instrumental o a cumplir un propósito concreto. El arte es la culminación de la naturaleza, respecto del cual el descubrimiento científico es un mero servidor. Cuando la experiencia abarca campos más o menos completos y coherentes de acción y experimentación, tenemos una experiencia; y esta experiencia es estética en la mediad en que la atención se fija en la cualidad general. El arte es expresión en el sentido de que en los objetos expresivos se da una fusión de sentido en la cualidad presente; los fines y los medios, separados por razones prácticas, se conjugan para producir, no solo una experiencia agradable en sí misma, sino, en el mejor de los casos, una celebración y conmemoración de cualidades ideales para la cultura de la sociedad donde el arte desempeña su papel.
  37. 37.    El arte tiene un papel que desempeñar en la tarea crítica. La obra de arte posee una potencia crítica, una fuerza de protesta que ninguna sociedad puede retirarle. “Todas las obras de arte aun las afirmativas son a priori polémicas” A través del análisis de las creaciones de Schönberg, de Kafka o de Beckett, defiende una cierta concepción del arte como alternativa a la existencia mecanizada que generan las sociedades del siglo XX. Mientras que la sociedad se hunde en la racionalidad técnica, el artista nos hace ver como un real posible algo que no es la realidad; hace surgir así un espacio de utopía, que es a la par rechazo de lo que existe y promesa de otra realidad. Considera que el arte es la promesa de la felicidad porque está persuadido de que constituye la última muralla contra el mercantilismo que se ha infiltrado en todas las actividades humanas. El arte no está, ciertamente, amparado por la lógica consumidora de la sociedad de hoy, pero la obra misma conserva, por su contenido de verdad, el poder de no dejarse triturar por la industria cultural.
  38. 38.  Tiene mucho interés por la crítica literaria y artística. Este interés por la crítica literaria y artística se centra en el lenguaje a partir de la capacidad nominativa de éste para establecer y fundar el mundo. Es aquí en donde el Arte restablece el concepto de tiempo mesiánico y utópico como acción representativa única. Pero, ese “tiempo estético” frente al “tiempo histórico” se ve extinguido ante el rumbo de la creación en las sociedades de Masas.
  39. 39.  Se centra en la cultura industrializada de Masas y reconsidera la cultura-cultura y sus manifestaciones a partir del concepto de aura. El aura es la singularidad de la creación, la esencia que ensambla tradición con contexto y determina su “signo de verdad”. El “aura”, entonces, es unicidad como manifestación irrepetible de una lejanía. El Aura es el elemento metafísico propio de la obra de arte auténtica que hace que el espectador de la obra pueda acceder a un espacio de interpretación que está más allá de la propia obra material y que este suceso se da en un tiempo y en un espacio determinado. Es decir: en la historia. Mas, es ese valor cultural el que se ha alterado en las Sociedades de Masas. Alteración que tiene en la reproducción técnica el fundamento último de su distorsión y, a la vez, la mercantilización se muestra no sólo como la autoalienación de la creación sino, ante todo, como su dispersión en un falso esteticismo cuyo fin es político.
  40. 40.  Busca explicar no la alienación, como pérdida de sentido, del sujeto-consumidor sino la enajenación del objeto estético y la decadencia de la gran cultura. El surgimiento de los nuevos medios de comunicación provoca un efecto, por un lado, positivo y que es la difusión y el acceso de millones de personas al conocimiento del Arte. Sin embargo, por otro, el efecto negativo resulta ser la fetichización de lo creado. La obra de Arte deviene en consumo y en él desaparece esa singularidad creativa que se había definido como aura. La subjetivización extremada y la desublimación del sentido creativo son el origen de la aparición de falsas vanguardias en las que ética y estética aparecen como esferas antagónicas.
  41. 41.       ADUNI. Filosofía. Una perspectiva Crítica. ÁLVAREZ, E. Todo lo que usted debe saber sobre Arte y Literatura BEARDSLEY,Monroe y John Hospers (1981) Estética Historia y fundamentos. Madrid: Cátedra. BIEBERACH, C. Introducción a la filosofía y lógica práctica CAVALLARO, D. y VAGO-HUGHES, C. Historia del Arte para principiantes REALE y ANTISERI. Historia del pensamiento científico y filosófico

×