Successfully reported this slideshow.
We use your LinkedIn profile and activity data to personalize ads and to show you more relevant ads. You can change your ad preferences anytime.

Renacimiento

5,340 views

Published on

Caracterizticas del Renacimiento.

  • Be the first to comment

Renacimiento

  1. 1. ReconquistaDe Wikipedia, la enciclopedia libreSaltar a: navegación, búsquedaEste artículo trata sobre al proceso desarrollado en la península Ibérica entre los siglos VIII y XV.Para otros significados de la palabra, véase Reconquista (desambiguación).Entrega de las llaves de la ciudad de Granada por el rey musulmán Boabdil a la reina Isabel I deCastilla.Se denomina Reconquista o Conquista cristiana al proceso histórico en que los reinoscristianos de la Península Ibérica buscaron el control peninsular en poder del dominiomusulmán. Este proceso tuvo lugar entre los años 722 (fecha probable de la rebelión dePelayo) y 1492 (final del Reino nazarí de Granada).Contenido[ocultar] 1 El término «Reconquista»: historiografía y tradición 2 Consolidación de los núcleos cristianos o 2.1 El foco asturiano o 2.2 El foco pirenaico: formación de los reinos  2.2.1 Navarra  2.2.2 Marca Hispánica  2.2.3 Aragón 3 El avance cristiano 4 La repoblación
  2. 2. 5 Religión y cultura 6 Fin de la Reconquista 7 Liébana (Cantabria) y la Reconquista 8 Bibliografía 9 Véase también 10 Notas 11 Enlaces externos[editar] El término «Reconquista»: historiografía ytradiciónEvolución de la reconquista entre 790-1300.Según algunos académicos1 el término es históricamente inexacto, pues los reinos cristianosque «reconquistaron» el territorio peninsular se constituyeron con posterioridad a lainvasión islámica, a pesar de los intentos de algunas de estas monarquías por presentarsecomo herederas directas del antiguo reino visigodo. Se trataría más bien de un afán delegitimación política de estos reinos, que de hecho se consideraban reales herederos ydescendientes de los visigodos, y también el intento de los reinos cristianos (especialmenteCastilla) de justificar sus conquistas, al considerarse herederos de sangre de los godos.El término parecería asimismo confuso, más aún considerando el hecho de que tras elderrumbe del Califato (a comienzos del siglo XI), los reinos cristianos optaron por unapolítica de dominio tributario -parias- sobre las Taifas en lugar de por una clara expansiónhacia el sur; o las pugnas entre las diferentes coronas –y sus luchas dinásticas-, que soloalcanzaron acuerdos de colaboración contra los musulmanes en momentos puntuales.Sin embargo, la temprana reacción en la cornisa cantábrica en contra del Islam (recordemosque Don Pelayo rechazó a los sarracenos en Covadonga apenas siete años después de queatravesaran el estrecho de Gibraltar), e incluso su rechazo del territorio actualmente francés
  3. 3. después de la Batalla de Poitiers del año 732, pueden sustentar la idea de que laReconquista sigue casi inmediatamente a la conquista árabe. Más aún, «gran parte de dichacornisa cantábrica jamás llegó a ser conquistada»,[cita requerida] lo cual viene a justificar laidea de que la conquista árabe y la reconquista cristiana, de muy diferente duración (muycorta la primera y sumamente larga la segunda), se superponen, por lo que podríaconsiderarse como una sola etapa histórica, sobre todo si tenemos en cuenta que la batallade Guadalete, la primera batalla por defender el reino visigodo en el año 711, marca elinicio de la invasión musulmana.En el Siglo de Oro hubo poetas que definían y denominaban a los españoles como «godos»(como dijo Lope de Vega: «eah, sangre de los godos»[cita requerida]) y durante las guerras deindependencia en América, eran también así llamados por los patriotas americanos (de allíprocede el uso que se le da en Canarias para referirse al español peninsular). Es por ello,según los críticos del término, un concepto parcial, pues sólo transmite la visión cristiana yeuropea de este complejo proceso histórico, soslayando el punto de vista de losmusulmanes andalusíes; por otro lado, en el lado cristiano puede decirse que existíaconciencia de «reconquista».Otros historiadores, como Ignacio Olagüe Videla en La Revolución islámica en Occidente(1974), consideran que la invasión militar árabe es un mito y sostienen que la creación deAl-Ándalus fue el resultado de la conversión de gran parte de la población hispana al Islam.Estas tesis han sido estudiadas por González Ferrín en su obra Historia General de Al-Andalus, en la que hablando de la Reconquista dice «que en verdad nunca existió»;igualmente plantea que Al-Andalus «constituye un eslabón insustituible de la historiaeuropea». La arqueología y los textos antiguos desmienten esta teoría[cita requerida], ya que sifue tan rápida la conquista de Al-Andalus, es imposible que los ciudadanos dominasen elidioma, la ciencia, el modo de vida y hasta los materiales propios de la cultura islámica.En su España invertebrada, José Ortega y Gasset afirmaba que «Una reconquista de seissiglos no es una reconquista». Curiosamente, se usa normalmente el término «conquista deGranada» en lugar del de «reconquista de Granada». Aunque esto es referido a la conquistade la ciudad como un hecho aislado, pues en la historia de España se habla de la«Reconquista de Granada».Algunos autores[cita requerida] han propuesto con poco éxito el término alternativo de«conquista cristiana», sin las implicaciones ideológicas del término «reconquista».
  4. 4. La Hispania visigoda en el momento de la invasión musulmana, durante la guerra civilHispania 721 d.C. una vez finalizada la conquista musulmana de los últimos reyes VisigodosCristianos de Narbona.[editar] Consolidación de los núcleos cristianosEn 711 se produjo en la península Ibérica la primera invasión de los musulmanesprocedentes de África del Norte. Entraron por Gibraltar (que precisamente debe su nombreactual a Tarik, general que desembarcó allí) y que el propio Roderic o Roderico (DonRodrigo), uno de los últimos de los reyes visigodos, fue a rechazar, perdiendo la vida en laBatalla de Guadalete. Tarik fue llamado a Damasco, entonces capital del califato, parainformar y nunca más volvió. Su lugar lo ocupó el gobernador Abd al-Aziz, comenzando elemirato independiente.A partir de este momento empezaron una política de tratados con los nobles visigodos queles permitió controlar el resto de la península. En 716 Abd al-Aziz fue asesinado en Sevillay se inició una crisis tal que en los siguientes cuarenta años se sucedieron veintegobernadores. En este año, 716, los árabes comenzaron a dirigir sus fuerzas hacia losPirineos para tratar de entrar en el Reino Carolingio.La veloz y contundente invasión norteafricana, además de por los factores que propiciaronla expansión mundial del Islam, se explica por las debilidades que afectaban al reinovisigodo: El frágil e incompleto dominio que ejercía sobre el territorio peninsular –en 711 el rey Rodrigo se hallaba dirigiendo una campaña militar en el norte-. La división de sus élites, con enfrentamientos vinculados a la elección de los sucesores al trono de una Monarquía (electiva) no hereditaria. Una aristocracia terrateniente –de tardía conversión al catolicismo- superpuesta a una población, libre o servil, con condiciones vitales muy duras, entre la que latía un fuerte descontento. Muchos de ellos recibieron la conquista como una mejora de su situación.
  5. 5. La decadencia de la actividad mercantil derivó en una minusvaloración de la población judía, que en gran medida la protagonizaba. También ellos pudieron ver una ventaja en la situación de las minorías hebreas amparada por la jurisdicción islámica.Tras la invasión, la resistencia cristiana cristaliza en dos focos.[editar] El foco asturianoArtículo principal: Reino de AsturiasVéase también: Ducado de CantabriaEstatua de Don Pelayo en Covadonga.En el año 718 se sublevó un noble llamado Pelayo. Fracasó, fue hecho prisionero y enviadoa Córdoba (los escritos usan la palabra «Córdoba», pero esto no implica que fuera lacapital, ya que los árabes llamaban Córdoba a todo el califato).Sin embargo, consiguió escapar y organizó una segunda revuelta en los montes de Asturias,que empezó con la batalla de Covadonga de 722. Esta batalla se considera el comienzo dela Reconquista. La interpretación es discutida: mientras que en las crónicas cristianasaparece como «una gran victoria frente a los infieles, gracias a la ayuda de Dios», loscronistas árabes describen un enfrentamiento con un reducido grupo de cristianos, a los quetras vencer se desiste de perseguir al considerarlos inofensivos. Probablemente fuera unavictoria cristiana sobre un pequeño contingente de exploración. La realidad es que estavictoria de Covadonga, por pequeñas que fueran las fuerzas contendientes, tuvo unaimportancia tal que polarizó en torno a Don Pelayo un foco de independencia del podermusulmán, lo cual le permitió mantenerse independiente e ir incorporando nuevas tierras asus dominios.
  6. 6. En cualquier caso, los árabes desistieron de controlar la zona más septentrional de lapenínsula, dado que en su opinión, dominar una región montañosa de limitados recursos einviernos extremos no valía la pena el esfuerzo. Los cristianos de la zona no representabanun peligro, y controlar el extremo más alejado supondría más costes que beneficios. Detodas formas, la sorprendente expansión del minúsculo Estado pronto preocupó a lasautoridades califales. Hubo sucesivas incursiones (en tiempos de Alfonso II, se hizo unacada año en territorio asturiano), pero el reino sobrevivió y se siguió expandiendo, consonoras victorias, como la batalla de Lutos, Polvoraria y la toma de Lisboa en 798.El reino de Asturias era inicialmente de carácter astur y fue sometido en sus últimasdécadas a una sucesiva gotificación debida a los inmigrantes de cultura hispanogoda huidosal reino cristiano del norte. Asimismo, fue un referente para parte del espacio culturaleuropeo con la batalla contra el adopcionismo. El reino estuvo por épocas muy vinculado alde los francos, sobre todo a raíz del «descubrimiento» del supuesto sepulcro del apóstolSantiago. Esta idea «propagandista» consiguió vincular a la Europa cristiana con elpequeño reino del norte, frente a un sur islamizado.El Reino de Asturias tuvo varias escisiones. La primera a la muerte del rey Alfonso III elMagno, que repartió sus dominios entre tres de sus cinco hijos: García, Ordoño y Fruela.Estos dominios incluían, además de Asturias, el condado de León, el de Castilla, el deGalicia, la marca de Álava y la de Portugal (que entonces era sólo la frontera sur deGalicia). García se quedó León, Álava y Castilla, fundando el Reino de León. Ordoño sequedó Galicia y Portugal, y Fruela se quedó Asturias.[editar] El foco pirenaico: formación de los reinosDibujo de la batalla del libro de Cantigas de Alfonso X el Sabio.Se originó a partir de la resistencia carolingia (el caudillo franco Carlos Martel habíarechazado la invasión musulmana de Aquitania en la Batalla de Poitiers en 732).Posteriormente su sucesor, Carlomagno, creó la Marca Hispánica (frontera militar del sur),que dio origen a otros focos cristianos en la península: el reino de Pamplona, losactualmente llamados condados catalanes, y los de Aragón, Sobrarbe y Ribagorza.
  7. 7. [editar] NavarraArtículo principal: Reino de NavarraEl Reino de Pamplona, posteriormente llamado Reino de Navarra, tuvo como origen lapropia familia gobernante, que había pactado con los muladíes de Tudela, la familia BanuQasi. Su primer rey fue Íñigo Arista. A principios del siglo X, la familia Jimena sustituye ala Arista y el primer rey es Sancho Garcés I, que tiene un gran éxito militar. Pamplona llegóa controlar lo que actualmente es Navarra (su origen), La Rioja (llamado entonces «Reinode Nájera») y lo que en la actualidad es el País Vasco, y a unir dinásticamente los condadosde Castilla, dependiente de León pero muy autónomo, y Aragón (tras haberse constituidocomo dinastía hereditaria con el conde Aznar Galíndez), Sobrarbe y Ribagorza en losPirineos en tiempos de Sancho el Mayor. A su muerte legó su reino patrimonial (el Reinode Pamplona) a García Sánchez III de Pamplona, a quien de jure deberían estarsubordinados los tenentes de las otras zonas de su reino: Fernando, que recibió el condadode Castilla; y Ramiro, que recibió el condado de Aragón para después hacerseindependiente tras anexionarse Sobrarbe y Ribagorza en 1045, condados que habían sidoheredados por el menor de los hermanos, Gonzalo.[editar] Marca HispánicaGuerreros cristianos y musulmanesArtículo principal: Marca HispánicaEl territorio situado entre el oriente de Navarra y el mar se dividió en condados sometidos alos francos. Los condados catalanes fueron divisiones de la zona occidental MarcaHispánica y los condados de Aragón, Sobrarbe y Ribagorza ocupaban la zona intermedia.Fue una zona de contención militar que tomaron los francos para frenar las incursionessarracenas. Si bien la intención inicial de éstos era llevar las fronteras hasta el Ebro, laMarca quedó delimitada por los Pirineos en el norte y por el Llobregat en el Sur. Con eltiempo se independizó del dominio franco con condes como Wifredo el Velloso y AznarGalíndez.
  8. 8. En la zona de los posteriormente denominados condados catalanes, el Condado deBarcelona se convirtió muy pronto en el condado dominante de la zona. Con el tiempo, trasla unión dinástica entre el el Reino de Aragón y el conjunto de condados vinculados al deBarcelona, daría origen a la Corona de Aragón. Posteriormente, los dominios de esta coronase extendieron hacia el sur y el Mediterráneo.[editar] AragónRepresentación de Jaime I de Aragón de la época. Pertenece a los Fueros de Aragón compilados enel Vidal Mayor (1247-1252).Artículo principal: Reino de AragónEl Reino de Aragón tiene su origen en un condado procedente de la Marca Hispánica. Seuniría debido al enlace dinástico de Andregoto Galíndez con García Sánchez I en el año943 al Pamplona. Tras la muerte de Sancho III de Navarra en 1035, legó a a su hijo Ramiroel dominio del condado de Aragón, que se emanciparía y, tras anexionarse los condados deSobrarbe y Ribagorza, cuyo gobierno había correspondido a un adolescente Gonzalo a sumuerte en 1045, Ramiro I establecería un reino de facto que comprendía los tres antiguoscondados y ocupaba los Pirineos centrales. Poco después, en 1076 a la muerte de Sancho elde Peñalén, llegó a anexionarse Navarra, aunque tras la muerte de Alfonso I el Batalladorla unión se deshizo. Por esa época, tras una dura lucha con las taifas de Zaragoza, el reinoaragonés llegó al Ebro, conquistando la capital en 1118.Más tarde se produciría la unión dinástica, con el matrimonio de Petronila (hija única delrey de Aragón) y Ramón Berenguer IV, conde de Barcelona, lo que conformó la Corona de
  9. 9. Aragón, que agrupaba al Reino y a los Condados, si bien cada territorio mantuvo sus usos ycostumbres consuetudinarios.La Corona acabaría por unificar con el tiempo lo que hoy es Cataluña, arrebatando a losárabes el resto de Cataluña, la Cataluña Nueva, y anexionándose los restantes territorios,aunque hay que destacar que los diversos condados siguieron disfrutando de ciertaautonomía.[editar] El avance cristianoReconquista de las principales ciudades por año.Los reinos de taifas en 1031.
  10. 10. Los reinos peninsulares en 1360.El avance de los reinos cristianos en la Península Ibérica fue un proceso lento, discontinuoy complejo en el que se alternaron períodos de expansión con otros de estabilización defronteras y en el que muchas veces diferentes reinos o núcleos cristianos siguieron tambiénritmos de expansión distintos, a la vez que se remodelaban internamente a lo largo deltiempo (con uniones, divisiones y reagrupaciones territoriales de signo dinástico); y a la vezque, también, cambiaba internamente la forma y fuerza del poder musulmán peninsular alque se enfrentaban (que experimentó diversas fases de poder centralizado y períodos dedisgregación).Asimismo la expansión conquistadora estuvo salpicada de continuos conflictos ycambiantes pactos entre reinos cristianos, negociaciones y acuerdos con poderes regionalesmusulmanes y, puntualmente, alianzas cristianas más amplias contra aquellos como la quese dio en la Batalla de Simancas (939), que aseguró el control cristiano del Valle del Dueroy del Tormes; o la más sonada (por su excepcionalidad) y de más amplios vuelos en laBatalla de las Navas de Tolosa en 1212, que supuso el principio del fin de la presenciaalmohade en la Península Ibérica. El estudio de tan dilatado y complejo proceso pasa por elestablecimiento de diferentes fases en las que los historiadores han establecido perfilesdiferenciados en los ritmos y características de conquista, ocupación y repoblación. Siglos VIII-X. Completada la conquista en apenas un lustro (711-716), al margen sólo queda una estrecha franja montañosa en el Norte. Su principal esfuerzo hasta el siglo X irá dirigido a consolidar nuevas estructuras político-institucionales sobre unas realidades socio-económicas en transformación (el asentamiento masivo de población huida del avance musulmán), configurando las bases del feudalismo en la Península. Al Oeste se afianzó el reino asturiano, extendiéndose entre Galicia, el Duero y el Nervión. Al Este la Marca defensiva carolingia germinará en diferentes núcleos cristianos pirenaicos. Su precaria situación quedará demostrada durante el reinado de Abd al-Rahman III (912-961), cuando reconozcan la soberanía del Califato, convirtiéndose en Estados tributarios.
  11. 11. Siglos XI-XII. La disgregación del Califato (Taifas) facilitará un lento avance cristiano por la Meseta norte y el valle del Ebro, consolidándose institucionalmente los reinos. Ello será financiado con las imposiciones tributarias (Parias) a que sometieron a los reinos musulmanes, convirtiéndolos virtualmente en protectorados. Es un período de europeización, con la apertura a las corrientes culturales continentales (Cluny, Cister) y la aceptación de la supremacía religiosa de Roma. El avance castellano-leonés (Toledo, 1085) provocó sucesivas invasiones norteafricanas –Almorávides y Almohades- que evitaron el colapso de la España musulmana. La repoblación entre el Duero y el Tajo se sustenta en colonos libres y concejos con amplia autonomía (fueros), mientras que en el Ebro los señoríos cristianos explotarán a la población agrícola musulmana. Siglos XIII-XIV. La alianza entre los reinos cristianos (Navas de Tolosa, 1212) logra el definitivo derrumbe del Al-Andalus, conquistando con gran celeridad el sur peninsular (salvo Granada). Una expansión protagonizada por las coronas de Castilla y Aragón generará determinados problemas: la absorción de un enorme volumen territorial y poblacional. En Andalucía y Murcia, la imposición de grandes señoríos –nobles guerreros y órdenes militares- y la expulsión de las poblaciones autóctonas –agrícolas y artesanas- derivará en la decadencia económica del territorio. En Valencia y Alicante, los señoríos cristianos, de menor extensión, se superpondrán a una población musulmana que mantendrá la prosperidad económica. Problemas solapados con la crisis económica del siglo XIV y las guerras civiles que desangraron a los reinos de la España bajomedieval. De esta forma se consolida España como la nación que por excelencia resistió y contuvo los ataques musulmanes en Occidente, siendo el Reino de Hungría el guardián de Europa en el Este ante la llegada de los turcos. Siglo XV. La supervivencia del reino nazarí de Granada responde a varias razones: su condición de vasallo del rey castellano, su conveniencia para éste como refugio de población musulmana, el carácter montañoso del reino (complementado con una consistente red de fortalezas fronterizas), el apoyo norteafricano, la crisis castellana bajomedieval y la indiferencia aragonesa (ocupada en su expansión mediterránea). Además, la homogeneidad cultural y religiosa (sin población mozárabe) proporcionó al Estado granadino una fuerte cohesión. Su desaparición a finales del siglo XV –además de por sus interminables luchas dinásticas- se ensarta en el contexto de la construcción de un Estado moderno llevado a cabo por los Reyes Católicos a través de la unificación territorial y el reforzamiento de la soberanía de la Corona.[editar] La repoblación
  12. 12. San Miguel de Escalada, levantado en la repoblación de tierras leonesas.En paralelo al avance militar se produjo un proceso de colonización, con el asentamiento depoblación cristiana. Repoblación que varió en sus características según el ritmo y modelode la conquista y el volumen de la población musulmana preexistente. Entre el Duero y el Sistema Central. El rey atribuye durante los siglos VIII y XI tierras deshabitadas a colonos, poblándose con hombres libres (cultura de frontera). Entre los siglos XI y XII se realizó a través de concejos municipales –mediante cartas aforadas-, caso de Salamanca, Ávila, Cuéllar, Arévalo, Soria y Sepúlveda. El valle del Tajo y la Taifa de Toledo. Ante la escasez de colonos se mantendrá la población autóctona (no eran tierras yermas), repartiéndose el territorio entre extensas alfoces dotadas de amplios privilegios: Talavera, Madrid, Guadalajara, Talamanca y Alcalá de Henares. En Toledo cada comunidad (judíos, musulmanes, mozárabes y castellanos) contará con estatuto jurídico particular; pero tras la invasión almorávide se expulsó a los musulmanes, castellanizándose el reino. Se restablece la sede arzobispal toledana, enriqueciéndose con las propiedades de las mezquitas. El valle del Ebro. Durante la primera mitad del siglo XII, los grandes núcleos urbanos como Tudela, Zaragoza y Tortosa mantienen la población musulmana, al tiempo que entran en el territorio oleadas de mozárabes, francos y catalanes que se establecen siguiendo el sistema del repartimiento, ocupando las casas abandonadas. Las Órdenes Militares. Entre finales del siglo XII y principios del XIII, en las cuencas del Guadiana medio y del Turia, el rey concede a las Órdenes grandes señoríos, principalmente en Extremadura y La Mancha. Alrededor de sus castillos se asientan poblaciones campesinas con libertades muy recortadas, no configurándose concejos de relevancia. Andalucía. Durante el siglo XIII se realiza mediante donadíos (grandes extensiones concedidas a los nobles) y heredamientos (medianas y pequeñas parcelas entregadas a los colonos). La población musulmana permaneció hasta la revuelta mudéjar de 1264 y su posterior expulsión. El despoblamiento posibilitó el aumento de los grandes señoríos.[editar] Religión y cultura
  13. 13. Representación de la derrota de las tropas musulmanas en un capitel del monasterio de Sta. Mª laReal de Nieva.En los territorios dominados por los musulmanes continuaban existiendo, separadas peropacíficamente, comunidades cristianas (con religión, idioma y leyes propias). Eran losllamados mozárabes. Estos eran respetados al principio, pero poseían menos derechos ymás desventajas frente a los musulmanes (no podían construir nuevas iglesias, pagabanimpuestos especiales...). La tolerancia se perdió a medida que avanzaba la conquista de lapenínsula (de los territorios que antes pertenecían al dominio de los visigodos por losEstados cristianos del norte, en buena parte herederos de los visigodos) y con la llegada delos almorávides y almohades del Norte de África.También en los territorios que habían vuelto a pasar bajo el dominio de los reyes cristianosseguían viviendo musulmanes. Así se producía un intercambio cultural importante entremusulmanes y cristianos. Junto con estas dos culturas coexistía la judía. Sabían, además delhebreo, el árabe y el castellano, por lo que tenían un papel importante en la traducción detextos a diversos idiomas (junto con traductores cristianos en la Escuela de Traductores deToledo). La figura cultural judía más importante es el filósofo Moisés Maimónides. Graciasa la traducción al latín, los textos árabes tendrían difusión en otros países europeos, y no fuemenos importante el hecho de que los árabes habían conservado y traducido una inmensacantidad de textos griegos y latinos, que por esta vía volvieron a ser parte de la culturaeuropea.Todavía hoy en día quedan en España influencias muy importantes de aquella época: unas4.000 palabras de origen árabe (muchos nombres y sustantivos aunque muy pocos verbos),empleadas lógicamente con mayor profusión cuanto más al sur, monumentos de la época(fortalezas como La Alhambra, mezquitas como la de Córdoba), iglesias y palacios deestilo cristiano-musulmán (mudéjar), pueblos blancos, gastronomía (el empleo generalizadode especias y verduras en los distintos platos, la introducción de la pasta en Europa,infinidad de platos de nuestra comida actual, dulces de origen musulmán, el empleo devajilla de cristal, o el orden de las comidas -1er plato, sopa, 2º plato, carne o pescado ypostre), diversas costumbres, como el hecho de llevar ropas claras en verano o llenar deflores y plantas los patios de las viviendas en el sur, así como la gran influencia quetuvieron la ciencia, la tecnología, la literatura y la filosofía no sólo en España, sino enEuropa.
  14. 14. [editar] Fin de la ReconquistaArtículo principal: Guerra de GranadaLos Reyes Católicos acabaron la reconquista de España el 2 de enero de 1492, tomandoGranada, donde se realiza una festividad el 2 de enero de todos los años. Ese mismo año, el1492, expulsaron al rey Boabdil, de la dinastía Nazarí, con la toma de Granada. Latolerancia religiosa que había hasta entonces dejó de serlo con la expulsión de los judíos en1492. Acabó del todo un siglo después, con la expulsión de los moriscos, homogeneizandoasí toda la península.[editar] Liébana (Cantabria) y la ReconquistaVéase también: Edad Media en CantabriaLa Reconquista iniciada en la montaña de Covadonga tiene en Liébana su parte importantey en Cosgaya un nuevo punto de referencia. Como narran importantes historiadores,«amedrantados y en desorden, huyendo de Covadonga, por senderos de cabras,inverosímiles o dificilísimos, llegan a las altas praderas de Naranco y Áliva; los fugitivosárabes descienden precipitadamente a la cañada por donde corre el río, juzgando libertarsede sus perseguidores, y llenos de invencible pánico, intentaron subir por la montañadenominada Subiedes» ; ni aun así pudieron evadir la venganza del Señor: pues desde lacima del monte, frente al predio de Casegadio (Cosgaya), como señal evidente de lavoluntad divina, «por efecto de las grandes lluvias», ó «por otras causas que anteriormentetuviera conmovida la montaña, prodúcese colosal "argayo", ó magno desprendimiento depeñas, árboles y tierra, que sepulta en el lecho del río y entre sus aguas turbulentas a losárabes».La cita, entre la historia y la leyenda dice:"Subiedes peña fragosa,que sobre los moros cayó,y a los cristianos salvó,ved cosa maravillosa".El pequeño dominio de Pelayo durante el reinado de su yerno Alfonso I (739-757), hijo delduque Pedro de Cantabria, se consolidó como Reino de Asturias, extendiéndose por laCornisa Cantábrica al Oeste del Nervión, en paralelo a una reorganización del poblamiento.El asentamiento de población hispano-romana y visigoda sobre valles implanta laagricultura (cereal, vid, frutas), sustituyendo la estructura tribal por familias nuclearescristianas. Cambios que introducen la sociedad feudal: apropiación de tierras productivaspor monasterios y nobles y sometimiento de la población mediante lazos de vasallaje -causade las rebeliones de siervos estalladas durante los reinados de Aurelio (768-764) y AlfonsoII el Casto (791-842)-.
  15. 15. Asimismo, la triunfante presencia cultural del cristianismo enraizó tanto en la asimilaciónde los cultos naturalistas, situando iglesias sobre antiguos lugares sagrados, como en laviolenta represión del paganismo.En ese proceso Liébana descolló beneficiada por su proximidad a los centros de poder(Cangas de Onís, Oviedo, León) y a su aptitud climática favorable a cereales y viñedos,instituyéndose en refugio de la cultura latina e hispanogoda conservada en sus numerososmonasterios, pilares de la nueva sociedad feudal. A uno de ellos, San Martín de Turieno(actual Santo Toribio), llegó desde Astorga para resguardarlo de la ofensiva islámica elLignum Crucis. En este crítico período destaca el monje Beato, autor de los Comentarios alApocalipsis, adalid de la ortodoxia católica frente a la herejía adopcionista (la delcristianismo mozárabe) e impulsor del mito de la presencia de Santiago en Hispania,germen del milagroso descubrimiento de su sepulcro en tierras gallegas (814) –uno de losfundamentos simbólicos de la ReconquistaRenacimientoDe Wikipedia, la enciclopedia libreSaltar a: navegación, búsquedaPara otros usos de este término, véase Renacimiento (desambiguación).Hombre de Vitruvio, dibujo de Leonardo da Vinci, expresión del canon renacentista.
  16. 16. Renacimiento es el nombre dado a un amplio movimiento cultural que se produjo enEuropa Occidental en los siglos XV y XVI. Sus principales exponentes se hallan en elcampo de las artes, aunque también se produjo una renovación en las ciencias, tantonaturales como humanas. Italia fue el lugar de proclamación y desarrollo de estemovimiento.El Renacimiento es fruto de la difusión de las ideas del humanismo, que determinaron unanueva concepción del hombre y del mundo.El nombre «renacimiento» se utilizó porque éste retomaba los elementos de la culturaclásica. El término simboliza la reactivación del conocimiento y el progreso tras siglos depredominio de un tipo de mentalidad dogmática establecida en la Europa de la Edad Media.Esta nueva etapa planteó una nueva forma de ver el mundo y al ser humano, el interés porlas artes, la política y las ciencias, sustituyendo el teocentrismo medieval por ciertoantropocentrismo.El historiador y artista Giorgio Vasari había formulado una idea determinante, el nuevonacimiento del arte antiguo, que presuponía una marcada conciencia histórica individual,fenómeno completamente nuevo en la actitud espiritual del artista.De hecho, el Renacimiento rompió, conscientemente, con la tradición artística de la EdadMedia, a la que calificó como un estilo de bárbaros, que más tarde recibirá el calificativo degótico. Con la misma conciencia, el movimiento renacentista se opuso al artecontemporáneo del norte de Europa.Desde una perspectiva de la evolución artística general de Europa, el Renacimientosignificó una «ruptura» con la unidad estilística que hasta ese momento había sido«supranacional».Sobre el significado del concepto de Renacimiento y sobre su cronología se ha discutidomuchísimo; generalmente, con el término «humanismo» se indica el proceso innovador,inspirado en la Antigüedad clásica y en la consolidación de la importancia del hombre en laorganización de las realidades histórica y natural que se aplicó en los siglos XV y XVI.El Renacimiento no fue un fenómeno unitario desde los puntos de vista cronológico ygeográfico. Su ámbito se limitó a la cultura europea y a los territorios americanos reciéndescubiertos, a los que las novedades renacentistas llegaron tardíamente. Su desarrollocoincidió con el inicio de la Edad Moderna, marcada por la consolidación de los Estadoseuropeos, los viajes transoceánicos que pusieron en contacto a Europa y América, ladescomposición del feudalismo, el ascenso de la burguesía y la afirmación del capitalismo.Sin embargo, muchos de estos fenómenos rebasan por su magnitud y mayor extensión en eltiempo el ámbito renacentista.Contenido[ocultar]
  17. 17. 1 Etapas del arte renacentista 2 Desarrollo 3 Características 4 Artes plásticas en Italia o 4.1 Arquitectura o 4.2 Pintura o 4.3 Escultura 5 Renacimiento español 6 Renacimiento alemán 7 Renacimiento en Flandes y los Países Bajos 8 Renacimiento en Francia 9 Literatura renacentista 10 Música renacentista 11 Véase también 12 Bibliografía 13 Enlaces externosEtapas del arte renacentistaDiferentes etapas históricas marcan el desarrollo del Renacimiento:David de Miguel Ángel. Diseñada y ejecutada para presidir la plaza principal de Florencia,se trata de una estudiada alegoría política bajo la apariencia del tema cristiano. La visiónresulta amplificada por las dimensiones colosales de la estatua, pensada para no perderse enel espacio de la plaza. Hoy en día la sustituye una copia, estando el original en la Academiaflorentina.La primera tiene como espacio cronológico todo el siglo XV, es el denominadoQuattrocento, y comprende el Renacimiento temprano que se desarrolla en Italia.
  18. 18. La segunda, surge en el siglo XVI, se denomina Cinquecento, y su dominio artístico quedareferido al Clasicismo o Renacimiento pleno, que se centra en el primer cuarto del siglo. Enesta etapa surgen las grandes figuras del Renacimento en las artes: Leonardo, MiguelÁngel, Rafael. Es el apogeo del arte renacentista. Este periodo desemboca hacia 1520-1530en una reacción anticlásica que conforma el Manierismo, que dura hasta el final del sigloXVI.Mientras que en Italia se estaba desarrollando el Renacimiento, en el resto de Europa semantiene el Gótico en sus formas tardías, situación que se va a mantener, exceptuandocasos concretos, hasta comienzos del siglo XVI.La Mujer vestida de Sol, finales del siglo XV, de autor desconocido. Galería NacionalHúngara, Budapest. Bajo convenciones todavía medievales, la pintura húngara avanzahacia el naturalismo renacentista.En Italia el enfrentamiento y convivencia con la Antigüedad Clásica, considerada como unlegado nacional, proporcionó una amplia base para una evolución estilística homogénea yde validez general. Por ello, allí, es posible su surgimiento y precede a todas las demásnaciones.Fuera de Italia, el desarrollo del Renacimiento dependerá constantemente de los impulsosmarcados por Italia. Artistas importados desde Italia o formados allí, hacen el papel deverdaderos transmisores. Monarcas como Francisco I en Francia o Carlos V y Felipe II enEspaña imponen el nuevo estilo en las construcciones que patrocinan, influyendo en losgustos artísticos predominantes y convirtiendo el Renacimiento en una moda.En el caso de Hungría, el trono se hallaba ocupado por el rey Matías Corvino (1443–1490),quien copió los patrones italianos renacentistas y los extendió por dicho reino. Fundó laBibliotheca Corvinniana, luego en 1472 creó la primera imprenta húngara, e igualmentellenó la corte húngara de astrólogos, artistas y escritores italianos en general. Igualmente elrey Matías hizo reconstruir al estilo renacentista el Palacio de Buda, ubicado en la actualBudapest.
  19. 19. En esta época igualmente afloró la literatura en el reino húngaro y pronto surgieronconocidas figuras de la literatura y poesía como Janus Pannonius, Antonio Bonfini, JuanMegyericsei, Galeotto Marzio, Pietro Ronsano y juristas como Esteban Werbőczy, quienesgeneraron un enorme impulso humanista en el reino.Por otra parte, los supuestos históricos que permitieron desarrollar el nuevo estiloRenacentista se remontan al siglo XIV cuando, con el Humanismo, progresa un idealindividualista de la cultura y un profundo interés por la literatura clásica, que acabaríadirigiendo, forzosamente, la atención sobre los restos monumentales clásicos.Italia en ese momento está integrada por una serie de estados entre los que destacanVenecia, Florencia, Milán y los Estados Pontificios. La presión que se ejerce desde elexterior, sobre todo por parte de Francia y España, impidió que, como en otras naciones, sedesarrollara la unión de los reinos o estados; sin embargo, sí se produjo el fortalecimientode la conciencia cultural de los italianos. Desde estos supuestos fueron las ciudades,concebidas como ciudades-estado, las que se convierten en centros de renovación artística.En Florencia el desarrollo de una rica burguesía ayuda al despliegue de las fuerzas delRenacimiento, la ciudad se convierte en punto de partida del nuevo estilo, y surgen, bajo laprotección de los Médicis, las primeras obras que desde aquí se van a extender al resto deItalia.DesarrolloHistóricamente, el Renacimiento es contemporáneo de la era de los Descubrimientos y lasconquistas ultramarinas. Esta «era» marca el comienzo de la expansión mundial de lacultura europea, con los viajes portugueses y el descubrimiento de América por parte de losespañoles, lo cual rompe la concepción medieval del mundo, fundamentalmenteteocéntrica. El fenómeno renacentista comienza en el siglo XIV y no antes, aunque altratarse de un proceso histórico, se elige un momento arbitrariamente para determinarcronológicamente su comienzo, pero lo cierto es que se trata de un proceso que hunde susraíces en la Baja Edad Media y va tomando forma gradualmente.El desmembramiento de la cristiandad con el surgimiento de la Reforma protestante, laintroducción de la imprenta, entre 1460 y 1480, y la consiguiente difusión de la culturafueron uno de los motores del cambio. El determinante, sin embargo, de este cambio socialy cultural fue el desarrollo económico europeo, con los primeros atisbos del capitalismomercantil. En este clima cultural de renovación, que paradójicamente buscaba sus modelosen la Antigüedad Clásica, surgió a principios del siglo XV un renacimiento artístico enItalia, de empuje extraordinario, que se extendería de inmediato por Hungría y a otrasnaciones de Europa.
  20. 20. La Fornarina, pintura de Rafael, expuesta en el Palacio Barberini de Roma. En elRenacimiento se afianza el retrato como género autónomo. Aquí se aprecia además elinterés por el desnudo, procedente del arte clásico, dando como resultado una imagenheroica de la dama representada.El artista tomó conciencia de individuo con valor y personalidad propios, se vio atraído porel saber y comenzó a estudiar los modelos de la antigüedad clásica a la vez que investigabanuevas técnicas (claroscuro en pintura, por ejemplo). Se desarrollan enormemente lasformas de representar la perspectiva y el mundo natural con fidelidad; interesanespecialmente en la anatomía humana y las técnicas de construcción arquitectónica. Elparadigma de esta nueva actitud es Leonardo da Vinci, personalidad eminentementerenacentista, quien dominó distintas ramas del saber, pero del mismo modo Miguel ÁngelBuonarroti, Rafael Sanzio, Sandro Botticelli y Bramante fueron artistas conmovidos por laimagen de la Antigüedad y preocupados por desarrollar nuevas técnicas escultóricas,pictóricas y arquitectónicas, así como por la música, la poesía y la nueva sensibilidadhumanística. Todo esto formó parte del renacimiento en las artes en Italia.Mientras surgía en Florencia el arte del Quattrocento o primer Renacimiento italiano, asíllamado por desarrollarse durante los años de 1400 (siglo XV), gracias a la búsqueda de loscánones de belleza de la antigüedad y de las bases científicas del arte, se produjo unfenómeno parecido y simultáneo en Flandes (especialmente en pintura), basadoprincipalmente en la observación de la vida y la naturaleza y muy ligado a la figura deTomás de Kempis y la «devotio moderna», la búsqueda de la humanidad de Cristo. EsteRenacimiento nórdico, conjugado con el italiano, tuvo gran repercusión en la EuropaOriental (la fortaleza moscovita del Kremlin, por ejemplo, fue obra de artistas italianos).La segunda fase del Renacimiento, o Cinquecento (siglo XVI), se caracterizó por lahegemonía artística de Roma, cuyos Papas (Julio II, León X, Clemente VII y Pablo III)(algunos de ellos pertenecientes a la familia florentina de los Médici) apoyaronfervorosamente el desarrollo de las artes, así como la investigación de la AntigüedadClásica. Sin embargo, con las guerras de Italia muchos de estos artistas, o sus seguidores,
  21. 21. emigraron y profundizaron la propagación de los principios renacentistas por toda EuropaOccidental.Durante la segunda mitad del siglo XVI empezó la decadencia del Renacimiento, que cayóen un rígido formalismo, y tras el Manierismo dejó paso al Barroco.CaracterísticasDe forma genérica se pueden establecer las características del Renacimiento en:1º. La vuelta a la Antigüedad. Resurgirán tanto las antiguas formas arquitectónicas, como elorden clásico, la utilización de motivos formales y plásticos antiguos, la incorporación deantiguas creencias, los temas de mitología, de historia, así como la adopción de antiguoselementos simbólicos. Con ello el objetivo no va a ser una copia servil, sino la penetracióny el conocimiento de las leyes que sustentan el arte clásico. 2º. Surgimiento de una nuevarelación con la Naturaleza, que va unida a una concepción ideal y realista de la ciencia. Lamatemática se va a convertir en la principal ayuda de un arte que se preocupaincesantemente en fundamentar racionalmente su ideal de belleza. La aspiración de accedera la verdad de la Naturaleza, como en la Antigüedad, no se orienta hacía el conocimiento defenómeno casual, sino hacía la penetración de la idea. 3º. El Renacimiento hace al hombremedida de todas las cosas. Como arte esencialmente cultural presupone en el artista unaformación científica, que le hace liberarse de actitudes medievales y elevarse al más altorango social. Los supuestos históricos que permitieron desarrollar el nuevo estilo seremontan al siglo XIV cuando, con el Humanismo, progresa un ideal individualista de lacultura y un profundo interés por la literatura clásica, que acabaría dirigiendo,forzosamente, la atención sobre los restos monumentales clásicos.Italia en ese momento está integrada por una serie de estados entre los que destacanVenecia, Florencia, Milán, el Estado Pontificio y Nápoles.La presión que se ejerce desde el exterior impidió que, como en otras naciones, sedesarrollara la unión de los reinos o estados; sin embargo, sí se produjo el fortalecimientode la conciencia cultural de los italianos.Desde estos supuestos fueron las ciudades las que se convierten en centros de renovaciónartística.En Florencia el desarrollo de una rica burguesía ayudará al despliegue de las fuerzas delRenacimiento, la ciudad se convierte en punto de partida del nuevo estilo, y surgen, bajo laprotección de los Médicis, las primeras obras que desde aquí se van a extender al resto deItalia.Había dos tipos de edificios: religiosos (iglesias) y civiles (urbanos y laicos). Entre losprincipales elementos constructivos tenemos:
  22. 22. Sustentantes: Arco de medio punto y columnas. Sustentados: Cúpula, bóveda de cañón ycubiertas planas con casetones. Elementos decorativos: Pilastras, frontones, pórticos,decoración heráldica, almohadillado, voluta, grutescos, guirnaldas y medallones. Desde unprincipio la arquitectura renacentista tuvo un carácter profano, y, lógicamente, surgió enuna ciudad en donde el Gótico apenas había penetrado, Florencia; en la Europa de lasgrandes catedrales, se implantó con dificultades.Se caracterizó por el empleo de proporciones modulares, superposición de órdenes, empleode cúpulas e introducción del orden colosal. En el Quattrocento fue frecuente recurrir acolumnas y pilastras adosadas, a los capiteles clásicos (con preferencia el corintio, aunquesustituyendo los caulículos por figuras fantásticas o de animales), los fustes lisos y el arcode medio punto, a la bóveda de cañón y de arista, así como a cubiertas de madera concasetones. Lo que fundamentalmente distingue a la arquitectura del Quattrocento de la delAlto Renacimiento (o Cinquecento) es la decoración menuda (putti, guirnaldas de flores ofrutos, grutescos, etc.), el alargamiento de la cúpula (catedral de Florencia, de FilippoBrunelleschi) y las fachadas de piedra tosca (Palacio Medici−Ricardi, de Michelozzo diBartolommeo) o con los sillares en realce (Palacio Rucellai, de Bernardo Rosellino,proyecto de Alberti). La arquitectura del Cinquecento tuvo como centro Roma: En 1506Bramante terminaba su célebre proyecto para la basílica de San Pedro en el Vaticano. Lospalacios se adornaron de valiosos bajorrelieves (Palacio Grimani de Venecia, 1549, obra deMichele Sanmicheli) o de esculturas exentas (biblioteca de San Marcos, 1537−50, Venecia,obra de Jacopo Sansovino).Artes plásticas en ItaliaArquitecturaArtículo principal: Arquitectura del RenacimientoLa Iglesia de Santa Maria Novella, en Florencia, con fachada diseñada por Leon BattistaAlberti. La rígida ordenación geométrica que propone Aberti en el diseño de la fachadaqueda mitigada por el empleo de mármoles polícromos, conforme a la tradición local.
  23. 23. La arquitectura renacentista tuvo un carácter marcadamente profano en comparación con laépoca anterior y, lógicamente, surgirá en una ciudad en donde el Gótico apenas habíapenetrado, Florencia. A pesar de ello, muchas de las obras más destacadas eran edificios.Con el nuevo gusto, se busca ordenar y renovar los viejos burgos medievales e incluso seproyectan ciudades de nueva planta. La búsqueda de la ciudad ideal, opuesta al modelocaótico y desordenado del medievo, será una constante preocupación de artistas y mecenas.Así, el papa Pío II reordena su ciudad natal, Pienza, convirtiéndola en un auténticomuestrario del nuevo urbanismo renacentista. En sí, las ciudades se convertirán en elescenario ideal de la renovación artística, oponiéndose al concepto medieval en el que lorural tenía un papel preferente gracias al monacato.Al tomar elementos de la arquitectura clásica, los arquitectos renacentistas lo hacen deforma selectiva, así por ejemplo en lugar de utilizar la columna dórica clásica se preferirá elorden toscano. Igualmente se crean formas nuevas, como la columna abalaustrada, nuevosórdenes de capiteles o decoraciones que si bien se inspiran en la Antigüedad han deadaptarse al uso religioso de las iglesias. Así, los amorcillos clásicos que acompañaban aVenus en las representaciones griegas o romanas pasan a ser angelotes (putti). Losarquitectos emplean las proporciones modulares y la superposición de órdenes que aparecíaen los edificios romanos; las cúpulas se utilizarán mucho como elemento monumental eniglesias y edificios públicos. A partir de este momento, el arquitecto abandona el cáráctergremial y anónimo que había tenido durante la Edad Media, y se convierte en unintelectual, un investigador. Muchos de ellos escribieron tratados y obras especulativas degran trascendencia, como el caso de Leon Battista Alberti o Sebastiano Serlio.Los elementos constructivos más característicos del estilo renacentista serán:Estructurales: Arco de medio punto, columnas, cúpula semiesférica, bóveda de cañón ycubierta plana con casetones. Todos ellos habían sido usados en la Antigüedad,especialmente por el arte romano, y se recuperan ahora, modificándolos. Decaepaulatinamente el tradicional método de construcción del Gótico, abandonándose en granmedida las bóvedas de crucería, el arco apuntado, las naves escalonadas, y sobre todo laimpresión de colosalismo y multiplicidad de los edificios medievales. Predominarán ahoravalores como la simetría, la claridad estructural, la sencillez, y sobre todo, la adaptación delespacio a la medida del hombre.Decorativos: Pilastras, frontones, pórticos, motivos heráldicos, almohadillados, volutas,grutescos, guirnaldas, motivos de candelieri (candelabros o pebeteros) y tondos omedallones. Algunos de éstos ya se habían utilizado en el Gótico, otros son creacionesoriginales y la mayoría se inspiran en modelos romanos y griegos. En cuanto a ladecoración el Renacimiento preconiza el despojamiento, la austeridad, el orden. Sólo afinales del siglo XVI esta tendencia se romperá en favor de la fantasía y la riquezadecorativa con el Manierismo.Por etapas, se pueden distinguir dos grandes momentos:
  24. 24. Basílica de San Pedro, obra de Bramante y Miguel Ángel en su mayor parte; la cúpula fueterminada por Giacomo della Porta, y la fachada es obra de Carlo Maderno, de épocabarroca. Concebida inicialmente según un diseño centralizado, las variaciones en ladirección de la obra dieron como resultado un nuevo prototipo de iglesia, llamado aextenderse con la Contrarreforma. En el Quattrocento fue frecuente recurrir a columnas y pilastras adosadas, a los capiteles clásicos (con preferencia el corintio, aunque sustituyendo los caulículos por figuras fantásticas o de animales), fustes lisos y casi omnipresencia del arco de medio punto. Se usa también la bóveda de cañón y de arista, y cubiertas de madera con casetones. Lo que fundamentalmente distingue a la arquitectura del Quattrocento de la del Alto Renacimiento es la decoración menuda (putti, guirnaldas de flores o frutos, grutescos, etc.), las cúpulas con nervios, con ciertos resabios góticos (catedral de Florencia, de Filippo Brunelleschi) y las fachadas simétricas de pisos superpuestos (Palacio Medici−Riccardi, de Michelozzo di Bartolommeo) o con sillares almohadillados (Palacio Rucellai, de Bernardo Rossellino, proyecto de Alberti, Palacio Pitti). En general, la arquitectura cuatrocentista da la impresión de orden, sencillez, ligereza y simetría, predominando en el interior de los edificios la luminosidad y la desnudez. Los arquitectos más destacados de este período son Brunelleschi, Michelozzo, Leon Battista Alberti, y la principal obra será la Catedral de Santa María de la Flor, de Florencia, y su famosa cúpula. El Cinquecento, Renacimiento pleno o Alto Renacimiento tuvo como centro Roma: En 1506 Donato dAngelo Bramante terminaba su célebre proyecto para la basílica de San Pedro en el Vaticano, que será el edificio que marque la pauta en lo restante del siglo XVI. En esta etapa, los edificios tienden más a la monumentalidad y la grandiosidad. Miguel Ángel introduce el orden gigante en su proyecto para la basílica, lo que rompe con el concepto de arquitectura hecha a la medida del hombre. Los palacios se adornan con elaborados bajorrelieves (Palacio Grimani de Venecia, 1549, obra de Michele Sanmicheli) o de esculturas exentas (Biblioteca de San Marcos,1537–50, Venecia, obra de Jacopo Sansovino). Predominará de este modo la idea de riqueza, monumentalidad y lujo en las construcciones. A medida que avanza el siglo el Manierismo se introduce en la arquitectura, con edificios cada vez más suntuosos, rebuscadas decoraciones y elementos que pretenden captar la
  25. 25. atención del espectador por su originalidad o extravagancia (Palazzo del Tè, en Mantua, por Giulio Romano). Podemos distinguir, de este modo, como en las demás disciplinas artísticas, dos periodos: el Clasicismo de principios de siglo, con autores como Bramante, Miguel Ángel, Antonio da Sangallo el Viejo, Jacopo Sansovino, y el manierismo que se da a partir de 1530, siendo sus principales autores Andrea Palladio, Giorgio Vasari, Giulio Romano, Jacopo Vignola, Vincenzo Scamozzi. Hay que apuntar que la ruptura del Manierismo no fue radical puesto que ya en la obra de Miguel Ángel aparecen elementos que la preludian.PinturaArtículo principal: Pintura renacentistaEl Nacimiento de Venus, obra de Botticelli, conservada en la Galleria degli Uffizi,Florencia. El paganismo se introduce en el arte renacentista como contrapunto al mundohermético y cerrado del medievo en el que Dios era el fin de todo. El ser humano en suindividualidad y diversidad será a partir de ahora el objeto máximo del interés de losartistas.En pintura, las novedades del Renacimiento se introducirán de forma paulatina peroirreversible a partir del siglo XV. Un antecedente de las mismas fue Giotto (1267-1337),pintor aún dentro de la órbita del Gótico, pero que desarrolló en sus pinturas conceptoscomo volumen tridimensional, perspectiva, naturalismo, que alejan su obra de los rígidosmodos de la tradición bizantina y gótica y preludian el Renacimiento pictórico.En el Quattrocento (siglo XV), se recogen todas estas novedades y se adaptan a la nuevamentalidad humanista y burguesa que se expandía por las ciudades-estado italianas. Lospintores, aun tratando temas religiosos la mayoría de ellos, introducen también en sus obrasla mitología, la alegoría y el retrato, que se desarrollará a partir de ahora enormemente. Unabúsqueda constante de los pintores de esta época será la perspectiva, objeto de estudio yreflexión para muchos artistas: se trató de llegar a la ilusión de espacio tridimensional deuna forma científica y reglada. La pintura cuatrocentista es una época de experimentación;las pinturas abandonan lenta y progresivamente la rigidez gótica y se aproximan cada vezmás a la realidad. Aparece la naturaleza retratada en los fondos de las composiciones, y seintroducen los desnudos en las figuras. Los pintores más destacados de esta época serán: enFlorencia, Fra Angélico, Masaccio, Benozzo Gozzoli, Piero della Francesca, Filippo Lippi,Paolo Uccello. En Umbría, Perugino. En Padua, Mantegna, y en Venecia Giovanni Bellini.
  26. 26. Por encima de todos ellos destaca Sandro Botticelli, autor de alegorías, delicadas Maddonasy asuntos mitológicos. Su estilo dulce, muy atento a la belleza y sensibilidad femeninas, ypredominantemente dibujístico, caracterizan la escuela florentina de pintura y toda estaépoca. Otros autores del Quattrocento italiano son Andrea del Castagno, AntonioPollaiuolo, il Pinturicchio, Domenico Ghirlandaio, Cima da Conegliano, Luca Signorelli,Cosme Tura, Vincenzo Foppa, Alessio Baldovinetti, Vittore Carpaccio, y en el sur de lapenínsula, Antonello da Messina.El Cinquecento (siglo XVI) fue la etapa culminante de la pintura renacentista, ydenominada por ello a veces como Clasicismo. Los pintores asimilan las novedades y laexperimentación cuatrocentistas y las llevan a nuevas cimas creativas. En este momentoaparecen grandes maestros, cuyo trabajo servirá de modelo a los artistas durante siglos.El primero de ellos fue Leonardo da Vinci (1452-1519), uno de los grandes genios de todoslos tiempos. Fue el ejemplo más acabado de artista multidisciplinar, intelectual yobsesionado con la perfección, que le llevó a dejar muchas obras inconclusas o en proyecto.Poco prolífico en su faceta pictórica, aportó sin embargo muchas innovaciones quecondujeron a la historia de la pintura hacia nuevos rumbos. Quizá su principal aportaciónfue el sfumato o claroscuro, delicada gradación de la luz que otorga a sus pinturas una grannaturalidad, a la vez que ayuda a crear espacio. Estudiaba cuidadosamente la composiciónde sus obras, como en la muy difundida Última Cena, donde las figuras se ajustan a unesquema geométrico. Supo unir en sus trabajos la perfección formal a ciertas dosis demisterio, presente, por ejemplo, en la celebérrima Gioconda, La Virgen de las Rocas o elSan Juan Bautista.La Virgen, el Niño Jesús y santa Ana, por Leonardo da Vinci, Museo del Louvre, París."Verdaderamente celestial y admirable fue Leonardo [...]. Hizo un cartón de NuestraSeñora y una Santa Ana, con un Cristo, que también les pareció maravilloso a todos losautores; una vez terminado, estuvo expuesto dos días para que lo vieran los hombres y lasmujeres, los jóvenes y los viejos, como se va a las fiestas solemnes, para ver las maravillasde Leonardo, que hicieron asombrar a todo este pueblo".Giorgio Vasari, Las Vidas.Miguel Ángel (1475-1564) es la segunda, cronológicamente, gran figura.Fundamentalmente escultor, se dedicó a la pintura de forma esporádica, a petición dealgunos admiradores de su obra, sobre todo el papa Julio II. Los frescos de la CapillaSixtina muestran el atormentado mundo interior de este artista, poblado de figurasmonumentales, sólidas y tridimensionales como si fueran esculturas, y de llamativapresencia física. En su obra cobra mucha importancia el desnudo, aun cuando la casitotalidad de la misma fue hecha para decorar iglesias.Rafael Sanzio (1483-1520) completa la tríada de genios del Clasicismo. Su estilo tuvo unenorme éxito y se puso de moda entre los poderosos. La pintura de Rafael busca ante todola grazia, o belleza equilibrada y serena. Sus Madonnas recogen las novedades deLeonardo en lo que se refiere a composición y claroscuro, añadiendo una característicadulzura. Anticipa claramente la pintura manierista en sus últimas obras, cuyo estilo agitadoy dramático copiarán y difundirán sus discípulos.
  27. 27. Retrato de Eleonora Gonzaga, por Tiziano. La dama se muestra en la lejanía aristocrática desu opulento atuendo, pero con ciertas alusiones a la vida cotidiana (reloj, ventana abierta alpaisaje, perrito dormido) que la acercan al espectador. Galleria degli Uffizi, Florencia.Con la aparición de estos tres grandes maestros, los artistas contemporáneos asumen que elarte ha llegado a su culmen (concepto recogido en la obra de Giorgio Vasari, Las Vidas) yse afanarán por tanto en incorporar estos logros, por un lado, y en la búsqueda de un estilopropio y original como forma de superarlos. Ambas cosas, junto con el ambiente pesimistaque se respiraba en la Cristiandad en la década de 1520 (Saco de Roma, Reformaprotestante, guerras), hizo surgir con fuerza a partir de los años 30 del siglo XVI una nuevacorriente, el Manierismo. Se buscará a partir de entonces lo extravagante, lo extraño, loexagerado y lo irreal. Pertenecen a la corriente pictórica Pontormo, Bronzino,Parmigianino, Rosso Fiorentino o Francesco Salviati. Otros autores tomarán algunasnovedades manieristas pero siguiendo una línea más personal y clasicista. Entre ellospodemos citar a Sebastiano del Piombo, Correggio, Andrea del Sarto o Federico Barocci.Dentro de las diferentes escuelas que surgen en Italia en el Cinquecento, la de Veneciapresenta especiales características. Si los florentinos ponían el acento en el disegno, esdecir, en la composición y la línea, los pintores venecianos se centrarán en el color. Lasespeciales características del estado veneciano pueden explicar algo de esta particularidad,puesto que se trataba de una sociedad elitista, amante del lujo y muy relacionada conOriente. La escuela veneciana reflejará esto mediante una pintura refinada, hedonista,menos intelectual y más vital, muy decorativa y colorista. Precursores de la escuelaveneciana del Cinquecento fueron Giovanni Bellini y, sobre todo, Giorgione, pintoralegorías, paisajes y asuntos religiosos melancólicos y misteriosos. Deudor de su estilo fueTiziano (1476?-1576), el mayor pintor de esta escuela, excelente retratista, quizá el másdemandado de su tiempo; autor de complejas y realistas composiciones religiosas, llenas devida y colorido. En la última etapa de su vida deshace los contornos de las figuras,convirtiendo sus cuadros en puras sensaciones de luz y color, anticipo del Impresionismo.Tintoretto, Paolo Veronese y Palma el Viejo continuarán esta escuela llevándola hacia elManierismo y anticipando en cierta manera la pintura Barroca.Escultura
  28. 28. Artículo principal: Escultura del RenacimientoComo en las demás manifestaciones artísticas, los ideales de vuelta a la Antigüedad,inspiración en la naturaleza, humanismo antropocéntrico e idealismo fueron los quecaracterizaron la escultura de este período. Ya el Gótico había preludiado en cierta maneraalgunos de estos aspectos, pero algunos hallazgos arqueológicos (el Laocoonte, hallado en1506, o el Torso Belvedere) que se dieron en la época supusieron una auténtica conmociónpara los escultores y sirvieron de modelo e inspiración para las nuevas realizaciones.El condotiero Gattamelata, en Padua, por Donatello. El monumento ecuestreconmemorativo apenas sobrevivió a la Antigüedad. La plástica renacentista recupera estatipología típicamente romana y la aplica, en este caso, al héroe característico de la época: elcondotiero o capitán mercenario.Detalle de la Puerta del Paraíso, en el Baptisterio de Florencia, obra de Lorenzo Ghiberti.Fue Miguel Ángel quien, admirado por la perfección de los relieves de esta puerta, dijo quemerecería ser la del propio Paraíso. La yuxtaposición de diversos episodios en una mismaescena es un rasgo arcaico, superado no obstante por el mesurado naturalismo y lanovedosa sugerencia del paisaje.Aunque se seguirán haciendo obras religiosas, en las mismas se advierte un claro aireprofano; se reintroduce el desnudo y el interés por la anatomía con fuerza, y aparecennuevas tipologías técnicas y formales, como el relieve en stiacciato (altorrelieve con muypoco resalte, casi plano) y el tondo, o composición en forma de disco; también la
  29. 29. iconografía se renueva con temas mitológicos, alegóricos y heroicos. Aparece un inusitadointerés por la perspectiva, derivado de las investigaciones arquitectónicas coetáneas, y elmismo se plasma en relieves, retablos, sepulcros y grupos escultóricos. Durante elRenacimiento decae en cierta manera la tradicional talla en madera policromada en favor dela escultura en piedra (mármol preferentemente) y se recupera la escultura monumental enbronce, caída en desuso durante la Edad Media. Los talleres de Florencia serán los másreputados de Europa en esta técnica, y surtirán a toda Europa de estatuas de este material.Los dos siglos que dura el Renacimiento en Italia darán lugar, igual que en las demás artes,a dos etapas: Quattrocento (siglo XV): El centro escultórico principal será Florencia, donde la familia Médicis y con posterioridad la República ejercerán de mecenas de numerosas obras. Lorenzo el Magnífico era aficionado a las esculturas griegas y romanas y había formado una interesante colección de las mismas, poniendo de moda el gusto clásico. Los autores más destacados de la época serán Lorenzo Ghiberti (Puerta del Paraíso del Baptisterio de Florencia), Andrea Verrocchio (Monumento al condotiero Colleoni), Donatello, el taller de los hermanos Della Robbia, que introducen la cerámica vidriada y policromada como novedad, utilizándola en decoraciones de edificios; Jacopo della Quercia, Desiderio da Settignano y Bernardo Rossellino.El más importante de ellos es Donatello (1386-1466), gran creador que partiendo de lossupuestos del Gótico establece un nuevo ideal inspirado en la grandeza clásica. Suyo es elmérito de rescatar el monumento conmemorativo público (su Condotiero Gattamelata, esuna de las primeras estatuas ecuestres de bronce desde la Antigüedad), la utilizaciónheroica del desnudo (David) y la intensa humanización de las figuras, llegando al retrato enocasiones, pero sin abandonar nunca una orientación claramente idealista.La Piedad del Vaticano, de Miguel Ángel, encargada por el cardenal francés Jean Bilhéresde Lagraulas para su sepultura, hoy en la Basílica de San Pedro. El idealismo e
  30. 30. impasibilidad de los dioses clásicos se traslada aquí a un tema cristiano; la serena belleza deMaría y de Cristo apenas se ve alterada por el dolor o la misma muerte. Cinquecento (siglo XVI). Esta época está marcada por la aparición estelar de uno de los escultores más geniales de todos los tiempos, Miguel Ángel Buonarrotti (1475- 1564). Hasta tal punto marcó la escultura de todo el siglo, que muchos de sus continuadores no fueron capaces de recoger todas sus novedades y éstas no se desarrollarán hasta varios siglos después.Miguel Ángel fue, como tantos otros en esta época, un artista multidisciplinar. Sinembargo, él se consideraba preferentemente escultor. En sus primeras obras recoge elinterés arqueológico surgido en Florencia: así, su Baco ebrio fue realizado con intención deque aparentara ser una escultura clásica. Igual espíritu se aprecia en la Piedad, realizadaentre 1498-1499 para la Basílica Vaticana. Protegido primero por los Médicis, para los quecrea las Tumbas Mediceas, soberbio ejemplo de expresividad, marchará luego a Romadonde colaborará en los trabajos de construcción de la nueva Basílica. El pontífice Julio IIlo toma bajo su protección y le encomienda la creación de su Mausoleo, denominado por elartista como «la tragedia de la sepultura» por los cambios y demoras que sufrió el proyecto.En las esculturas hechas para este sepulcro, como el célebre Moisés, aparece lo que se havenido denominando terribilitá miguelangelesca: una intensa a la vez que contenidaemoción que se manifiesta en anatomías sufrientes, exageradas y nerviosas (músculos entensión), posturas contorsionadas y escorzos muy rebuscados. Los rostros, sin embargo,suelen mostrarse contenidos. En sus obras finales el artista desdeña de la belleza formal delas esculturas y las deja inacabadas, adelantando un concepto que no volvería al arte hastael siglo XX. Miguel Ángel continúa con la tradición de monumentos públicos heroicos yprofanos que inició Donatello y la lleva a una nueva dimensión con su conocido David,esculpido para la Piazza della Signoria de Florencia.En los años finales de la centuria, la huella de Miguel Ángel tiene sus réplicas enBenvenuto Cellini (Perseo de la Loggia dei Lanzi de Florencia, espacio concebido comomuseo de escultura al aire libre), Bartolomeo Ammannati, Giambologna y BaccioBandinelli, que exagerarán los elementos más superficiales de la obra del maestro,situándose plenamente todos ellos en la corriente manierista. Destaca en esta época tambiénla saga familiar de los Leoni, broncistas milaneses al servicio de los Habsburgo españoles,auténticos creadores de la imagen áulica, un tanto estereotipada, de estos monarcas. Supresencia en España llevará allí de primera mano las novedades renacentistas, extendiendosu influjo hasta la escultura barroca.Renacimiento españolArtículo principal: Renacimiento español
  31. 31. El Greco, La Resurrección de Cristo, pintado para Santo Domingo el Antiguo de Toledo.El Greco rebasa el concepto de artista renacentista por su constante búsqueda de ununiverso propio y original. Influido por Tintoretto y Miguel Ángel, su arte va a conocer sumayor desarrollo en Toledo.Palacio de Grajal de Campos, León.En España el cambio ideológico no es tan extremo como en otros países; no se rompeabruptamente con la tradición medieval, por ello se habla de un Renacimiento español másoriginal y variado que en el resto de Europa. Así, la literatura acepta las innovacionesitalianas (Dante y Petrarca), pero no olvida la poesía del Cancionero y la tradición anterior.Como síntesis del Renacimiento y preludio del Barroco, la literatura contará con la figuracapital de Miguel de Cervantes (siglos XVI–XVII).En cuanto a las artes plásticas, el Renacimiento hispano mezcló elementos importados deItalia (de donde llegaron algunos artistas, como Paolo de San Leocadio, Pietro Torrigiano oDomenico Fancelli) con la tradición local, y con algunos otros influjos (lo flamenco, porejemplo, estaba muy de moda en la época por las intensas relaciones comerciales ydinásticas que unían estos territorios a España). Las innovaciones renacentistas llegaron a
  32. 32. España de forma muy tardía; hasta la década de 1620 no se encuentran ejemplos acabadosde las mismas en las manifestaciones artísticas, y tales ejemplos son dispersos yminoritarios. No llegan a España plenamente, pues, los ecos del Quattrocento italiano (sólopor obra de la familia Borgia aparecen artistas y obras de esa época en el área levantina), loque determina que el arte renacentista español pase casi abruptamente del Gótico alManierismo.En el campo de la arquitectura, tradicionalmente se distinguen tres periodos: Plateresco(siglo XV-primer cuarto del siglo XVI), Purismo o estilo italianizante (primera mitad delXVI) y estilo Herreriano (a partir de 1559-mediados del siglo siguiente). En el primero deellos, lo renaciente aparece de forma superficial, en la decoración de las fachadas, mientrasque la estructura de los edificios sigue siendo gotizante en la mayoría de los casos. Lo máscaracterístico del Plateresco es un tipo de decoración menuda, detallista y abundante,semejante a la labor de los plateros (de donde deriva el nombre). El núcleo fundamental deesta corriente fue la ciudad de Salamanca, cuya Universidad y su fachada son el paradigmadel estilo; arquitectos destacados del mismo fueron Rodrigo Gil de Hontañón y Juan deÁlava. El Purismo representa una fase más avanzada de la italianización de la arquitectura.El palacio de Carlos V en la Alhambra de Granada, obra de Pedro de Machuca, es ejemplode ello. El foco principal de este estilo se situó en Andalucía, donde además del citadopalacio destacaron los núcleos de Úbeda y Baeza y arquitectos como Andrés de Vandelviray Diego de Siloé. Finalmente, aparece el estilo Escurialense o Herreriano, originaladaptación del Manierismo romano caracterizada por la desnudez y el gigantismoarquitectónico. La obra fundamental será el palacio-monasterio de El Escorial, trazado porJuan Bautista de Toledo y Juan de Herrera, sin duda la obra más ambiciosa delRenacimiento hispano. Lo escurialense traspasó el umbral cronológico del siglo XVIllegando con gran vigencia a la época barroca.En escultura, la tradición gótica mantuvo su hegemonía durante buena parte del siglo XVI.Los primeros ecos del nuevo estilo corresponden por lo general a artistas venidos de fuera,como Felipe Vigarny o Domenico Fancelli, que trabajará al servicio de los Reyes Católicos,esculpiendo su sepulcro (1517). No obstante, pronto surgirán artistas locales que asimilanlas novedades italianas, adaptándolas al gusto hispano, como Bartolomé Ordóñez y DamiánForment. En una fase más madura del estilo surgen grandes figuras, creadoras de unpeculiar Manierismo que sentará las bases de la posterior escultura barroca: Juan de Juni yAlonso Berruguete son los más destacados.La pintura renacentista española está determinada igualmente por el pulso que mantiene laherencia del Gótico con los nuevos modos venidos de Italia. Esta dicotomía se aprecia en laobra de Pedro Berruguete, que trabajó en Urbino al servicio de Federico de Montefeltro, yAlejo Fernández. Posteriormente aparecen artistas conocedores de las novedades italianascoetáneas, como Vicente Macip o su hijo Juan de Juanes, influidos por Rafael; Luis deMorales, Juan Fernández de Navarrete o los leonardescos Fernando Yáñez y Hernando delos Llanos. Pero la gran figura del Renacimento español, y uno de los pintores másoriginales de la Historia, se inscribe ya en el Manierismo, aunque rebasando sus límites alcrear un universo estilístico propio: El Greco (1541-1614).
  33. 33. Renacimiento alemánLa liebre, obra de Durero. El interés por los fenómenos y los elementos de la Naturalezafue uno de los pilares del Humanismo. Durero analiza el mundo vegetal y animal enmultitud de dibujos, bocetos y acuarelas caracterizados por su precisión de científico.Albertina, Viena.Artículo principal: Renacimiento alemánEl Renacimiento artístico no fue en Alemania una tentativa de resurrección del arte clásico,sino una renovación intensa del espíritu germánico, motivado por la Reforma protestante.Alberto Durero (1471-1528), fue la figura dominante del Renacimiento alemán. Su obrauniversal, que ya en vida fue reconocida y admirada en toda Europa, impuso la improntadel artista moderno, uniendo la reflexión teórica con la transición decisiva entre la prácticamedieval y el idealismo renacentista. Sus pinturas, dibujos, grabados y escritos teóricossobre arte ejercieron una profunda influencia en los artistas del siglo XVI de su propio paísy de los Países Bajos. Durero comprendió la imperiosidad de adquirir un conocimientoracional de la producción artística, e introdujo el idealismo de raigambre italiana en el artealemán.La pintura germánica conoció en este época uno de sus mayores momentos de esplendor.Junto a la figura fundamental de Durero surgieron otros grandes autores, como LucasCranach el Viejo, pintor por antonomasia de la Reforma protestante; Hans Baldung Grien,introductor de temáticas siniestras y novedosas, deudoras en cierto modo del arte medieval;Matthias Grünewald, uno de los precursores del expresionismo; Albrecht Altdorfer,excelente paisajista, o Hans Holbein el Joven, que desarrolló casi toda su producción,centrada en el retrato, en Inglaterra.Tras la Reforma, el mecenazgo de la nobleza alemana se centró en primer lugar en laarquitectura, por la capacidad de ésta para mostrar el poder y prestigio de los gobernantes.Así, a mediados del siglo XVI se amplia el castillo de Heidelberg, siguiendo las directrices
  34. 34. clásicas. Sin embargo, la mayoría de los príncipes alemanes prefirieron conservar las obrasgóticas, limitándose a decorarlas con ornamentación renacentista.Los emperadores Habsburgo y la familia Fugger fueron los más importantes mecenas,destacándose por su protección a grandes figuras como Johannes Kepler y Tycho Brahe.Renacimiento en Flandes y los Países BajosPieter Brueghel el Viejo: El regreso de los rebaños. El paisaje se ha convertido en el temaprincipal del cuadro. Brueghel introduce casi siempre la figura (en este caso, los pastores)como anécdota o contrapunto a un universo del que el ser humano sólo es una parte,mínima y frágil. Obsérvese el interés por la plasmación de los efectos atmosféricos en losnubarrones que oscurecen el cielo. Museo de Historia del Arte, Viena.Véase también: Primitivos flamencosA la par que se desarrollaba en Italia el Cinquecento Italiano, la Escuela Flamenca depintura alcanzó un desarrollo notable, como heredera y continuadora de la tradicióntardogótica anterior representada por Jan van Eyck, Roger van der Weyden y otros grandesmaestros. Se caracterizó por su naturalismo, rasgo que comparte con los maestros italianos.Los modos del Gótico pervivieron con mayor fuerza, aunque matizados con característicassingulares, como cierta vena caricaturesca y fantástica y una mayor sensibilidad a larealidad del pueblo llano y sus costumbres. Se recoge ese interés en obras de caráctermenos idealizado que las italianas, con una marcada tendencia por el detallismo casimicroscópico que aplican a las representaciones (influjo de los maestros tardogóticos yamencionados y la Miniatura), y tendencia hacia lo decorativo, sin demasiado interés pordisquisiciones teóricas. A mediados del siglo XVI el Clasicismo italiano entra con fuerza enla pintura flamenca, manifestándose en la llamada «Escuela de Amberes» y en pintorescomo Jan van Scorel o Mabuse, algunos de los cuales permanecieron en Italia estudiando alos grandes maestros. A la difusión de los nuevos modelos contribuyó sobremanera elgrabado, que puso al alcance de prácticamene cualquier artista las obras producidas en otrasescuelas y lugares, poniendo muy de moda en toda Europa el estilo italianizante. Algunosgrandes nombres de la época fueron Joachim Patinir, uno de los creadores del paisaje comogénero autónomo de la pintura, aunque apegado todavía al Gótico; Quintín Metsys, que seinspiró en los dibujos caricaturescos de Leonardo y en las clases populares para retratarvicios y costumbres; el retratista Antonio Moro; el Bosco, uno de los pintores másoriginales de la historia, apegado formalmente a la tradición de la vieja escuela flamenca;
  35. 35. pero a la vez innovador, creador de un universo fantástico, casi onírico que lo sitúan comouno de los precedentes del Surrealismo; y Pieter Brueghel el Viejo, uno de los grandesmaestros del paisaje y las costumbres populares, quizá el más moderno de todos ellos, auncuando en su pintura glose sentencias morales y de crítica social que tienen algo demedieval.En el campo de la escultura, destacó Adriaen de Vries, autor de expresivas obras(generalmente de bronce) en las que el movimiento, la línea ondulada o serpentinata y eldesnudo heroico las caracterizan como excelentes ejemplos de manierismo escultóricofuera de Italia.Renacimiento en FranciaVista del Patio del Caballo Blanco del Palacio de Fontainebleau, con la famosa escalera,preludio de las formas barrocas. Fontainebleau fue la auténtica capital artística de Franciadurante el Renacimiento. En el conjunto palaciego intervinieron algunos de los mejoresartistas del momento.En Francia, la influencia italiana se dejó sentir desde muy temprano, favorecida por lacercanía geográfica, los vínculos comerciales y la monarquía, que ambicionaba anexionarlos territorios limítrofes de la península italiana, y lo consiguió en algunos momentos. Sinembargo, el impulso definitivo a la adopción de las formas renacentistas se dio bajo elreinado (1515-1547) de Francisco I. Este monarca, gran mecenas de las artes y aficionado atodo lo que procediera de Italia, protegió a importantes maestros, solicitando sus serviciospara la Corte francesa (entre ellos el mismo Leonardo da Vinci, que murió en el Castillo deCloux), a la vez que emprendió un ambicioso programa de revitalización cultural querevolucionó el desarrollo de las artes en el país. Conviene tener presente que Francia fue lacuna del Gótico y que por tanto este estilo estaba fuertemente arraigado y podía ser vistocomo un estilo nacional. De ahí que las formas góticas continuaran presentes durante untiempo, a pesar del nuevo estilo impuesto por la Corte.En cuanto a la arquitectura, la monarquía, fortalecida y en período de expansión territorial,había patrocinado ya desde el siglo XV la remodelación de los viejos chateaux medievalesy la creación de nuevas residencias más acordes con los tiempos. Pero fue precisamenteFrancisco I el que dio un impulso definitivo a esta operación renovadora, que tuvo variosfocos. El primer edificio renacentista en Francia fue el Castillo de Saint-Germain-en-Laye,imponente fortaleza de ladrillo y piedra en la que aparecen pequeños detalles renacientes,
  36. 36. dentro de una general sobriedad de aire militar. De estilo más avanzado serán los Castillosdel Valle del Loira, conjunto de mansiones para la realeza y la nobleza que muestran losrasgos más característicos del Renacimiento francés: decorativismo de raigambremanierista, recuerdos goticistas en las estructuras, y quizá lo más novedoso: una perfectaintegración de los edificios en la naturaleza circundante, como se ve en el grácil puente delCastillo de Chenonceau. El más célebre dentro de este conjunto es el Castillo de Chambord,que presenta grandes audacias estilísticas, como una escalera interna helicoidal. Otrosejemplos de estas residencias suburbanas son los castillos de Amboise, Blois y Azay-le-Rideau.Además de todas estas realizaciones, Francisco I se embarcó en la que quizá fue la obrafundamental de este período: el Palacio de Fontainebleau, vieja mansión de los reyesfranceses que se renovará totalmente. En el edificio en sí, se aprecia ya el triunfo de lasformas italianas, aunque adaptadas al gusto francés con sus típicas chimeneas y mansardas.Incluye fragmentos de desbordante creatividad, como la célebre escalera imperial, anticipode soluciones barrocas. No obstante, quizá lo más destacado del proyecto fue que involucróa creadores de prácticamente todas las disciplinas artísticas, algunos venidos expresamentede Italia como los pintores Francesco Primaticcio o Rosso Fiorentino, el famoso escultorBenvenuto Cellini, o el arquitecto Sebastiano Serlio, importante autor de tratados dearquitectura del que apenas se conocen obras salvo este palacio. Las novedades que sefraguaron aquí trapasarían el ámbito local y darían origen a todo un estilo, el estilo deFontainebleau, un manierismo refinado al servicio de los gustos aristocráticos.Tras Francisco I, las formas a la italiana acabaron imponiéndose definitivamente en laarquitectura bajo Enrique II, cuya esposa pertenecía a la familia florentina más poderosa(Catalina de Médicis). Bajo su mandato (1547-1559) se reformó la antigua sede de la Corteen París, el Palacio del Louvre, convirtiéndolo en un moderno edificio de estéticaplenamente manierista. La reforma fue dirigida por uno de los arquitectos franceses másdestacados del momento, Pierre Lescot, que diseñó el gran patio central (Cour Carrée), concaracterísticas fachadas en las que utiliza el módulo de arco de triunfo clásico. Asimismo,estos monarcas iniciaron la construcción de un nuevo palacio, enfrente del Louvre, elPalacio de las Tullerías, en el que intervino el otro gran arquitecto francés delRenacimiento, Philibert Delorme.La Resurrección, obra de Germain Pilon. Todo procede aquí de Miguel Ángel: la anatomíahercúlea de Cristo, los escorzos, el efecto no acabado. Hasta el diseño general del gruporemite a las Sepulturas Mediceas del florentino. Museo del Louvre, París.
  37. 37. La escultura del Renacimiento en Francia fue también al compás de lo dictado por Italia.Francia dejó de ser ya a finales del siglo XIV el gran centro escultórico de Europa que fuegracias a los talleres catedralicios, situación que continuaría durante el siglo XV, y aún másen el XVI. Es paradójico y a la vez revelador que esta situación coincida con laconsolidación progresiva de la institución monárquica, evidentemente deseosa de renovarsu imagen y dispuesta a usar el arte como instrumento propagandístico de primer orden. Noobstante de la pérdida de hegemonía en este campo, que de todas formas nunca había sidodefinitiva, surgieron grandes figuras al calor de los proyectos reales; es de destacar elcarácter ornamental y decorativo que tuvieron las esculturas, subordinándose al proyetogeneral de los edificios e integrándose en éstos. Dos fueron los autores más sobresalientes:Germain Pilon y Jean Goujon.La pintura también experimentó el progresivo declive de las formas góticas tradicionales yla llegada del nuevo estilo. Como se ha señalado, se conocieron en Francia de primeramano las formas pictóricas italianas en el siglo XVI gracias a la llegada de autores muyinnovadores, como Leonardo o Rosso Fiorentino. Francisco I impulsó la formación deartistas franceses bajo la dirección de maestros italianos, como Niccolò dellAbbate oPrimaticcio, siendo este último el responsable de la decoración del palacio deFontainebleau y la organización de las fiestas de la Corte, y teniendo por tanto a susórdenes a muchos artesanos y artistas. Esta convivencia de talentos, escuelas, disciplinas ygéneros dio origen a la llamada escuela pictórica de Fontainebleau, una derivación delmanierismo pictórico italiano que incide en el erotismo, el lujo, los temas profanos y lasalegorías, todo ello muy del gusto de su clientela principal, la aristocracia. La mayor partede los artistas de Fontainebleau fueron anónimos, precisamente por esa integración de lasartes que se propugnaba y por el magisterio de los artistas consagrados. No obstante,conocemos los nombres de algunos pintores, figurando Jean Cousin el Viejo o AntoineCaron entre los más destacados. Sin embargo, el pintor francés más importante de la época,a a vez que uno de los grandes retratistas de todos los tiempos, aunque gran parte de su obrase haya perdido, fue François Clouet, que superó a su padre, el también apreciable JeanClouet, en la fiel plasmación de la vida de los poderosos de la época, con una profundidadpsicológica y brillantez formal cuyo precedente hay que buscarlo en Jean Fouquet, granpintor del siglo XV aún en la órbita del Gótico.Literatura renacentistaArtículo principal: Literatura renacentistaLa renovación general en el conocimiento que comenzó en Europa tras el descubrimientodel «mundo nuevo» en 1492 trajo consigo una nueva concepción de la ciencia y lainvestigación y formas distintas de hacer arte.Surgió por entonces una forma literaria que luego desembocaría en la novela, que cobrórenombre en los siglos posteriores. Una de las más conocidas de esta primera época es laUtopía de Tomás Moro.
  38. 38. Las obras dramáticas de entretenimiento (opuestas al propósito moralizante) volvieron alescenario. William Shakespeare es el dramaturgo más notable, pero hubo muchos más,como Christopher Marlowe, Molière, y Ben Jonson.Del siglo XVI al XVIII los ejecutantes de la Commedia dellarte improvisaban en las callesde Italia y de Francia, pero algunas de las obras fueron escritas. Tanto las obrasimprovisadas como las escritas con base en un esquema tuvieron influencia sobre laliteratura de la época, particularmente sobre el trabajo de Molière. Shakespeare y RobertArmin, que retomaron los bufones y jugadores para crear nuevas comedias. Todos lospapeles, incluso los femeninos, eran representados por hombres, eso cambiaría primero enFrancia y luego en Inglaterra también, hacia fines del siglo XVII.Música renacentistaArtículo principal: Música del RenacimientoAl no conocerse la música griega o romana con tanta precisión como la arquitectura y laescultura, la música renacentista no se produce como una restauración de lo antiguo. Lamúsica de esta época fue una culminación de los estilos anteriores (Ars nova), buscandonaturalidad, proporción y armonía entre texto y melodía.Características principales: Unión entre música profana y religiosa. Equilibrio entre las voces. Mayor sentido imitativo en el contrapunto. Progresiva sustitución de voces por instrumentos (se favorece así a la música instrumental, que también acompaña a la danza). Se amplía el campo de acción de la interpretación musical (templos, universidades pero también salones, cortes, etc). El músico adquiere mayor importancia social.Música vocal religiosa: 1. Motete: Es una composición de 2, 3 o más voces sobre textos latinos y de extensión breve. El motete se cantaba en Adviento, Cuaresma y en Semana Santa. Su época de mayor importancia fue durante los siglos XII y XIII. En el motete destacan las figuras de Giovanni Pierluigi da Palestrina y de Orlando di Lasso, que serán los músicos más destacados de la época. 2. Misa: Se desarrolla sobre los textos litúrgicos de esta celebración: kyrie; gloria; credo; sanctus y Agnus Dei. La misa estaba inspirada en temas del canto llano y profano, excepto en el caso de la Missae sine nomine (misa sin nombre) que no estaba inspirada en ningún tema preexistente.Era de los descubrimientos
  39. 39. De Wikipedia, la enciclopedia libreSaltar a: navegación, búsquedaEl mapa de Fra Mauro (Venecia, 1459) muestra Europa, África y Asia.La llamada era de los descubrimientos o era de las exploraciones fue un periodohistórico que dio comienzo a principios del siglo XV extendiéndose hasta comienzos delsiglo XVII. Durante esta época los navíos de Europa surcaron los mares del mundo enbusca de nuevos socios y rutas comerciales con los que contribuir al incipiente capitalismoeuropeo. Durante estas exploraciones, los europeos descubrieron naciones y cartografiaronterritorios que anteriormente no conocían. Entre los exploradores más famosos de la Era delos Descubrimientos se encuentran Cristóbal Colón, Vasco de Gama, Pedro Álvares Cabral,Juan de la Cosa, Bartolomé Díaz, Juan Caboto, Juan Ponce de León, Fernando deMagallanes y Juan Sebastián Elcano. Afrontaron la navegación oceánica con unos mediosprecarios: no podían determinar con precisión la longitud,1 los cascos de madera de lasnaves eran atacados por teredos,2 la alimentación resultaba inadecuada para largastravesías,3 y la higiene y las condiciones de vida a bordo eran malas. Sin embargo,impulsados por la economía, y para acrecentar territorios de imperios y naciones, aquelloshombres realizaron expediciones que ensancharon el mundo conocido por los europeos.
  40. 40. La carabela, embarcación a vela que durante el siglo XV se utilizó ampliamente sobre todoen las expediciones que propiciaron la Era de los Descubrimientos.Contenido[ocultar] 1 Sociedad de la época 2 Antecedentes 3 Exploraciones por tierra 4 Las exploraciones de Zheng He 5 Las exploraciones portuguesas 6 Descubrimiento e inicio de la conquista de América 7 Los recursos de América 8 La vuelta al mundo o 8.1 Magallanes y el «Paso» o 8.2 «La Armada de Magallanes» o 8.3 Primera parte del viaje. El motín o 8.4 El Paso: «Canal de Todos los Santos» 9 El declive del monopolio portugués 10 Competencia de las naciones noreuropeas o 10.1 Exploraciones británicas o 10.2 Exploraciones francesas o 10.3 Exploraciones neerlandesas 11 Efecto sobre Europa 12 El final de las exploraciones 13 Véase también
  41. 41. 14 Notas y referencias 15 Bibliografía 16 Enlaces externos[editar] Sociedad de la épocaImprenta del siglo XV.Leonardo Da Vinci.A comienzos de la era de los descubrimientos, en el siglo XV, Johannes Gutenberg inventóuno de los objetos que más ha cambiado el curso de la historia: la imprenta de caracteresmóviles.4 Desde finales de dicho siglo hasta la segunda mitad del siglo XVI tuvieron lugar
  42. 42. las llamadas Guerras Italianas, que son un conjunto de conflictos europeos que tuvieronlugar entre Francia, España, Sacro Imperio Romano Germánico, Inglaterra, Escocia, laRepública de Venecia, los Estados Pontificios y otras ciudades estado italianas.A lo largo del siglo XVI, varios religiosos, filósofos y políticos intentaron provocar uncambio profundo y generalizado en los usos y costumbres de la Iglesia Católica en laEuropa Occidental. Así empezó la Reforma Protestante, mediante la predicación delsacerdote católico agustino Martín Lutero. Como respuesta a ésta surgió la Contrarreformacuyos objetivos fueron renovar la Iglesia y evitar el avance de las doctrinas protestantes.Durante la segunda mitad de dicho siglo se desencadenaron una serie de ocho conflictosque fueron bautizados bajo el nombre de Guerras de religión de Francia. En estos sucesosse enfrentaron los hugonotes y los católicos. Hasta finales de este siglo se mantuvo deforma hegemónica en Europa una corriente filosófica, filológica, intelectual, artística yeducativa denominada Humanismo, el cual estaba estrechamente ligado al Renacimiento.Precisamente sería esta era la que marcaría el comienzo de la expansión mundial de lacultura europea, lo cual rompe la concepción medieval del mundo, fundamentalmentegeocéntrica. Algunos de los personajes más importantes del Renacimiento fueron LeonardoDa Vinci, Miguel Ángel, Miguel de Cervantes, el ya nombrado Martín Lutero, AlbertoDurero, Johannes Kepler, Tycho Brahe, Joachim Patinir, Quintín Metsys, Antonio Moro, elBosco, Erasmo de Rotterdam y Bruegel el viejo.Durante el siglo XVI tuvieron lugar la expulsión de los moriscos de España y la Guerra delos Treinta Años. El Renacimiento del siglo XVI es la puerta de entrada para que en los 100años que corrieron de 1600 a 1700, la sociedad pudiera zafarse del viejo molde queimplantaba métodos rígidos de comportamiento y actuación, especialmente de impuestos,por la Iglesia.Ya en el siglo XVIII se produjeron importantes avances tecnológicos como la máquina devapor, culturales como la aparición de la enciclopedia y el desarrollo de la astronomía, ybélicos como la Guerra de Independencia de los Estados Unidos, la Revolución francesa,las guerras de sucesión española, austríaca y polaca, y la Guerra de los Siete Años.Por otra parte, uno de los grandes desastres que ocurrieron en el siglo XVIII tuvo lugar enLisboa, que fue asolada por un terremoto que destruyo prácticamente la ciudad. Lacorriente cultural que predominó en este siglo fue la Ilustración.[editar] AntecedentesEl comercio tuvo mucho que ver con los orígenes de la Era de las Exploraciones. Se tratabade encontrar una ruta marítima hacia Asia para traer a Europa occidental las especias deOriente,5 que hasta ese momento llegaban por tierra, en caravanas que tenían que cruzar losterritorios de los países asiáticos, y cuyo comercio en Europa era prácticamente unmonopolio de los mercaderes italianos, fundamentalmente venecianos y genoveses.6
  43. 43. En la esquina superior izquierda, el Mediterráneo oriental. Entre Irán y África, la penínsulade Arabia, flanqueada por dos corredores marítimos naturales: el mar Rojo, al oeste, y elgolfo Pérsico al este. Por ellos salían las naves al mar de Arabia, en el océano Índico,rumbo a Oriente.Desde la Antigüedad se habían establecido dos rutas comerciales hacia el Oriente, el Este:una, marítima, que partía de Egipto e Irak, y otra terrestre, la Ruta de la Seda.7 La primera,estacional, aprovechaba los vientos monzónicos: entre abril y junio partían las naves haciaAsia oriental, desde Suez o Basora navegando por el mar Rojo o el golfo Pérsico,respectivamente,8 hasta el mar de Arabia, donde el monzón del sudoeste –que sopla haciatierra- las impulsaba hacia el océano Índico y el mar de China.9 Unos seis meses después,entre octubre y diciembre, el monzón del nordeste –que sopla hacia el mar- facilitaba elretorno a los puertos de origen.10 11La Ruta de la seda, vía terrestre, hundía sus raíces occidentales en las costas delMediterráneo oriental principalmente -Alejandría, Damasco y Alepo-,12 13 y del mar Negro,desde donde se internaba en Asia pasando por Bagdad y el sur del mar Caspio, recibiendoramales de territorios interiores de hasta las proximidades del mar de Aral. De Bujará, en elcentro de Asia, partía una derivación hacia Delhi y Agra en la India. Más allá de Bujara, enSamarcanda,14 al norte del Pamir, la ruta de la seda se bifurcaba de nuevo: por el norte,hacia Almaty; por el Este, recorriendo toda el Asia central, y bordeando el Himalaya,alcanzaba la ciudad china de Xian.15 Finalmente, desde aquí sendas vías terminaban enPekín y Shanghái.
  44. 44. Desde las costas del Mediterráneo oriental la Ruta de la seda cruzaba toda Asia hasta Xianen China, y aún más allá, llegando al Océano Pacífico.El acceso a esa inmensa vía de comunicación con Oriente solía estar cerrado en manosmusulmanas. Alejandría, Alepo y Damasco eran un telón de acero16 infranqueable. Sóloentre mediados del siglo XIII y del XIV los europeos tuvieron libre acceso a Catay17durante el apogeo del imperio tártaro de Kublai Khan,18 anfitrión de Marco Polo.Las vías comerciales existentes traían las codiciadas especias, pero también las encarecíanextraordinariamente por los innumerables tributos que se pagaban al cruzar tan vastosterritorios. Y esto sin contar con avatares políticos, o incluso el bandidaje. Urgía resolver elproblema: encontrar una ruta hacia el Poniente. Además hubo una serie de mejoras de lastécnicas de navegación así como los avances en cartografía, navegación y construcciónnaval. El logro técnico que posibilitó la aventura fue la invención de la carraca yposteriormente de la carabela en la península Ibérica. Estos barcos eran una combinación demodelos tradicionales de navíos árabes y europeos y fueron los primeros capaces de salirdel apacible mar Mediterráneo para hacerlo con cierta seguridad en aguas abiertas delocéano Atlántico.La organización social de los reinos de la península ibérica determinaba una empresa así.Las grandes familias tenían la institución del mayorazgo, por la que el primogénitoheredaba las posesiones familiares. Los segundones podían dedicarse a la Iglesia o probarfortuna en la guerra contra los moros, en la que podían ganar honores y tierras con suesfuerzo. Al acabar la conquista se acabaron las tierras por conquistar, aunque se podíaseguir la reconquista por el norte de África, la Mauritania Tingitana de los romanos.Portugal terminó su reconquista antes que Castilla y se lanzó a establecer colonias en elnorte de África como paso previo a seguir la ruta por el sur del continente. Aragón, tambiénterminó antes que Castilla y se lanzó a buscar la ruta directamente por el Mediterráneo.

×