Restauraciones Tiempos Operatorios Odo 061 Uce Enero Abril 2010

6,150 views

Published on

0 Comments
3 Likes
Statistics
Notes
  • Be the first to comment

No Downloads
Views
Total views
6,150
On SlideShare
0
From Embeds
0
Number of Embeds
83
Actions
Shares
0
Downloads
141
Comments
0
Likes
3
Embeds 0
No embeds

No notes for slide

Restauraciones Tiempos Operatorios Odo 061 Uce Enero Abril 2010

  1. 1. Sustentado por:  Cynthia Mercedes 84414  Adalinda Tejeda 84374  Marielyn E. Morel 84304
  2. 2. Restauración, Tiempos Operatorios
  3. 3. Tiempos operatorios de la Restauración en Amalgama  Los tiempos operatorios de la restauración con amalgama son los siguientes:  1- Preparación del sistema de matriz, que comprende selección, prueba y adaptación  2- Preparación del sustrato  3- Colocación del sistema de matriz  4- Manipulación del material, que comprende, dosificación y trituración  5- Inserción y condensación.  6- Tallado  7- Control postoperatorio, que es inmediato y mediato.
  4. 4. Preparación del sistema matriz  Las preparaciones compuestas y complejas de clase I y II, que involucran una o mas caras del diente además de la oclusal requieren la colocación de un sistema de matriz para permitir La condensación de la amalgama. Este sistema esta constituido por una banda metálica y delgada sostenida por un dispositivo de metal o una cuña y consolidado por un material termoplástico como el compuesto de modelar.
  5. 5. Preparación del sistema matriz  En las restauraciones de clase V generalmente no se requiere una matriz, excepto cuando la preparación se extiende hacia las caras proximales distal o mesial o ambas a la vez y la obturación se torna muy difícil.
  6. 6. Preparación de clase I compuesta  Se debe cerrar con una banda metálica la caja bucal de la preparación. Para lograr este objetivo puede usarse una banda de acero muy delgada que se contornea para que pueda pasar por las áreas de contacto con los dientes vecinos sin lesionar las papilas gingivales. Una vez colocada la matriz circular puede suceder que por la curvatura del diente no quede bien cerrada la cavidad bucal o lingual o lingual. Entonces la matriz se complementa con un pequeño trozo de banda metálica destemplada que se coloca entre la matriz circular y el diente y se sostiene y se sostiene en su sitio con compuesto de modelar.  Como alternativa puede usarse una matriz en T, formando un tubo y complementando con compuesto de modelar su adaptación al diente.
  7. 7. Preparación de clase II compuesta  La mejor matriz es la matriz individual que se confecciona para cada caso. Se toma un rectángulo de metal maleable, Como el papel de España de espesor mínimo (0.05mm) se lo destempla al calor y se lo recorta para que abarque una superficie que vaya desde el centro de la cara bucal hasta l centro de la cara lingual. Por gingival se le da una forma convexa para que penetre en el surco gingival sin dañarlo.
  8. 8. Preparación de clase II compuesta Se prueba la matriz sobre el diente y se ajusta su recorte a las pequeñas variantes individuales de cada caso. Luego se procede a hacer ligeramente convexa la zona del metal que va a reconstruir la relación de contacto. Esto se logra con un bruñidor esférico o bien con la parte convexa de una cucharilla de Black, apoyando firmamento el metal sobre un trozo de madera que ya tenga marcada una ligera depresión. Cuando la preparación posee caja proximal en ambos extremos y en mesiooclusodistal, resulta conveniente el uso de la matriz en T, que se compra o se compra o se confecciona con lamina de latón de 0.05mm de espesor.
  9. 9. Matriz en T  Se hace un tubo con la matriz en T y se cierran sus aletas. Con el tubo obtenido se fabrica la matriz, que se recorta donde sea necesario para que se adapte a gingival y no sobrepase mas de 1mm el reborde marginal. Luego se lleva al diente y se pasa por las relaciones de contacto, para probar la adaptación gingival. A continuación, se procede a destemplar el tubo calentándolo a la llama y sumergiéndolo inmediatamente en alcohol. Luego se fabrica una ligera convexidad en ambas relaciones de contacto, como se explico antes, con un bruñidor de extremo esférico
  10. 10. Matrices circulares comerciales  Los porta matrices circulares Tofflemire, siqveland o Ivory Nº 8 se utilizan con una cinta de acero muy delgado y poco elástica que debe adaptarse a la forma del diente. El espesor aconsejado es el 0.0015 de pulgada, lo que permite contornear la banda y adaptarla a la forma de la relación de contacto que se pretende reconstruir. Existen bandas que ya poseen una convexidad incorporada al metal pero son difíciles de adaptar a todos los casos, o en las que se requiere una superficie menos convexa. La matriz circular debe manipularse en la misma forma de la matriz en T, recordando el margen cervical y colocando las cuñas y el compuesto de modelar para el ajuste gingival y la consolidación del conjunto.
  11. 11. Preparaciones en forma de cerradura, en forma de ojo de cerradura y en túnel En estas preparaciones la matriz se confecciona con una simple banda metálica recortada y adaptada al espacio interdentario, y sostenida luego por una cuña y compuesto de modelar. En la preparación en forma de ojo de cerradura el compuesto se coloca solo por lingual o por labial, dejando la matriz abierta en la cara opuesta para permitir la condensación de la amalgama.
  12. 12. Preparaciones con reconstrucción de cúspides y anclaje adicional  El sistema de matriz debe ser circunferencial y debe abarcar todo el perímetro dentario con banda comercial o individual (matriz en T, matriz circular, tubo de cobre, etc.).
  13. 13. Preparaciones en clase V  En caso de ser necesaria la confección de una matriz para este tipo de restauraciones se recorta una lamina de acero o de papel de España en forma rectangular.  El lado que va hacia la encía se recorta siguiendo su forma. La matriz sobresale hacia la cara vestibular.  Se coloca la matriz previamente recortada.  Se aplica una cuña de madera dura en la tronera para impedir el desborde de la amalgama por debajo del espacio interproximal.  Se fija con compuesto para modelar tanto por lingual como por vestibular.
  14. 14. Preparacion del sustrato Antes de proceder a la colocación definitiva de la matriz deben prepararse las paredes adamantinas y destinarias de la cavidad para que esta pueda recibir el material de restauración. Esta preparación puede consistir en la aplicación de un sellador destinario (adhesivo o barniz). La excepción a la regla se da en la restauraciones de clase v, en la que las aplicaciones del sistema adhesivo se completa luego de colocada la matriz.
  15. 15. Colocación del sistema matriz  Se coloca la matriz seleccionada, se inserta la cuña y se con solida todo el sistema de matriz con compuesto de modelar.  Se lleva la matriz a su sitio y se la sostiene en la zona gingival con una cuña de madera dura (madera de naranjo nogal).  La cuña puede ser comercial o individual, debe tener la forma de una pirámide triangular afinada.  Las cuñas plásticas no son recomendables. Debe tenerse el cuidado de que la cuña ajuste la matriz sobre el tejido dentario firme ubicado apicalmente mas allá de la pared gingival de la cavidad.  Si no se coloca la matriz o la matriz es defectuosa, se obtendrán restauraciones incorrectas que producen iatrogenia.
  16. 16. Manipulación del material  La manipulación comienza con la selección del tipo de aleación por utilizar.  El operador debe de elegir: tipo de aleación, velocidad de endurecimiento y forma de presentación.
  17. 17. Tipo de aleación  Aquí se elige la formula, que puede ser  A) Convencional: las formulas convencionales varían en su contenido de plata, que puede oscilar entre alrededor el 65 y el 72%, y esto tiene relación con su manipulación. Las mas ricas en plata poseen menos plasticidad y endurecen mas rápidamente, por lo que son preferida por los operadores que trabajan a mucha velocidad. Cuanto menor sea el tamaño, mayor será la velocidad de endurecimiento y mas lisa la superficie.
  18. 18.  B) Con Alto Contenido De Cobre: en cuanto a las formulas con alto contenido de cobre las opciones que se ofrecen en el mercado mundial son múltiples pero pueden agruparse en tres grandes tipos: Tipo 1: de fase dispersa. Tipo2: de composición única y partícula uniforme. Tipo3: de composición única y partícula de forma variada.  C) Con Otros Metales: siempre en la búsqueda de nuevas aleaciones para conseguir restauraciones mas resistentes a la corrosión y a la fractura marginal. Su comportamiento clínico no ha sido superior al que se ha comprobado en el caso de las aleaciones con alto contenido de cobre. Por lo tanto, su elección depende del criterio personal del operador, o del resultado de futuras investigaciones clínicas.
  19. 19. VELOCIDAD DE ENDURECIMINTO Hay aleaciones de endurecimiento rápido y aleaciones de endurecimiento lento, si se las compara en condiciones similares de manipulación y si exceso de mercurio. Para las restauraciones múltiples, por cuadrantes o grandes construcciones, resultara mas conveniente una aleación de endurecimiento lento. Para amalgamas en niños, con reconstrucciones grandes de relaciones de contacto, las aleaciones de tipo 2 de partículas esféricas están mas indicadas porque poseen una mayor resistencia inicial a la fractura y eso será útil en caso de que la amalgama llegue a ser sometida demasiado temprano a esfuerzos masticatorios.
  20. 20. Forma de presentación  La forma de presentación se relaciona directamente con dos aspectos importantes de la manipulación : la relación aleación y mercurio y control de la contaminación ambiental y del personal con mercurio. La aleación se puede presentar en dos formas sin dosificación ( a granel) y dosificada por peso.  La aleación sin dosificación se ofrece en envases de vidrio o plastico. Su uso se recomienda únicamente en aparatos que dosifican y mezclan en forma simultanea( dentomat y otras).  Por lo tanto, y de acuerdo con la forma de presentación, el mejor sistema es la capsula, a la que le siguen la tableta y el sobre y, por ultimo la aleación sin dosificar.
  21. 21. Mercurio El mercurio también puede presentarse dosificado o sin dosificación. El mercurio dosificado se adquiere en capsulas o en obleas que ya traen exactamente pesada la aleación que se quiere para la mezcla. Este sistema es ventajoso porque evita la manipulación del mercurio al aire libre con todos los riesgos inherentes a la contaminación mercurial. El mercurio sin dosificar se adquiere en recipientes irrompibles de plástico. El empleo de mercurio al aire libre en balanzas u otros dispositivos, o sin dosificar, esta totalmente contraindicado en el momento actual debido a su poca confiabilidad y al elevado riesgo de afectar la salud del personal y contaminar el ambiente. La manipulación involucra dos etapas: 1) dosificación y 2) trituración.
  22. 22. Dosificación Una vez seleccionada la aleación, se pasa a la dosificación para obtener las proporciones correctas de aleación y mercurio por medio de algún procedimiento o dispositivo que sea confiable, simple y rápido. Debe recordarse que al principio de la mezcla debe contener un ligero exceso de mercurio para que su plasticidad sea adecuada y permita llenar bien la cavidad, sin huecos ni poros. Las aleaciones de tipo convencional requiere un poco mas de mercurio para elaborar la mezcla que las aleaciones con alto contenido de cobre. El único inconveniente de esta presentación es su costo ligeramente mas elevado. Esta totalmente contraindicado verter aleación y mercurio debido a los innumerables riesgos que entraña esta operación.
  23. 23. Trituración El objetivo de la trituración es lograr que el mercurio moje cada una de las partículas de la aleación para que comience la reacción fisicoquímica que dará como resultado la formación de la fase y finalmente el endurecimiento solido de la mezcla. Al iniciar la trituración por cualquiera de los métodos manuales o mecánicos la energía que impulsa al pilón o pistilo procura quitar el oxido que cubre las partículas de aleación para que sea mas fácilmente atacadas por el mercurio. Los trituradores y mezcladores, mal denominados amalgamadores, pueden ser manuales o mecánicos. Conviene advertir sobre las variaciones del comportamiento de los mezcladores mecánicos por fluctuaciones de la tensión de la red eléctrica o por la influencia de la temperatura del ambiente de trabajo.
  24. 24. Evaluación de la mezcla Independientemente del método utilizado para la dosificación y la trituración, la mezcla deberá ser evaluada por el operador para verificar que posea las características requeridas: homogeneidad, plasticidad, ligero brillo y temperatura ambiental. El ligero brillo y la temperatura ambiental son fácilmente verificables. Con errores de dosificación puede quedar un exceso de mercurio. Antiguamente la masa debe ser exprimida en un lienzo o una gasa después de la mezcla para eliminar el exceso. Este proceso es sumamente peligroso y se desaconseja totalmente. Las aleaciones modernas sean de formula convencional, con alto contenido de cobre o con otros metales, no requieren ser exprimidas cuando se las manipula según las instrucciones del fabricante.
  25. 25. INSERCION Y CONDENSACION Obtenida la amalgama correctamente dosificada y triturada, se lleva a la cavidad en pequeñas cantidades para su condensacion. La amalgama se deposita en un vaso Dappen o en un condensador metalico. No colocar en lienzo, gamuza o gaza, ni tocar con la mano para evitar la contaminación con suciedad o humedad para no variar sus condiciones mecánicas y de fraguado.
  26. 26. Principal debe ser la facilidad de limpieza y esterilización, y que no acumule resto de mesclas anteriores. Los dispositivos descartables brindan mas seguridad. El instrumento mas utilizado para insertar la amalgama en la boca es el portaamalgama, que puede ser metálico o plástico. Su característica
  27. 27. La condensación de la amalgama debe realizarse con instrumentos de punta lisa, ligeramente acodados, que permitan transmitir la fuerza de la mano a la porción de amalgama, con el objeto de llevar a su sitio, reducir los poros de aire y aplastar la masa haciendo que permita la unión con la porción siguiente. Los condensadores puedes ser manuales o mecánicos y su parte activa, ovoide, triangular, para facilitar la condensación en diversos sitios de la cavidad.
  28. 28. La condensación para amalgama convencional usamos un condensador chico, y para las otras usamos los mas grandes que podamos (lo que nos permita el diámetro de la cavidad), estas son en el caso de las amalgamas con partículas esferoidales. Objetivos de la condensación:  Eliminar el mercurio residual (no el excedente) que también lo sacamos en las maniobras de bruñido.  Compactar las partículas de amalgama entre si contra las paredes y contra los ángulos.  Por lo tanto evitar la porosidad de la amalgama.  Cuando condensamos hacemos movimientos verticales (de impulsión), movimientos horizontales contra las paredes laterales y movimientos oblicuos para compactar la amalgama en los ángulos de la cavidad.
  29. 29.  La fuerza de condensación tiene que ser tal que al paciente se le mueva la cabeza, si no estamos haciendo una condensación mala.  Se va condensando hasta que se llega hasta la altura oclusal y siempre se restaura con un exceso, mas allá del borde cavo-periférico.  Cuando hacemos el bruñido sacamos esa cápita de exceso que es la que tiene mercurio residual. Lo hacemos con una gasa o con el mismo instrumento hutson, pero siempre antes del bruñido se debe sobre obturar la restauración.
  30. 30. Bruñido Pretallado Al finalizar la condensación de la amalgama y antes que el material se endurezca, se realiza la maniobra llamada bruñido pretallado que consiste en pasar un bruñidor de extremo esférico u ovoide de tamaño grande para alizar la amalgama blanda y cubrir con exceso todos los márgenes cavitarios, luego se espera que el material fragüe hasta que la superficie no tenga consistencia plástica sino dura, pero que se recorte con los talladores.
  31. 31. Tallado  El tallado o esculpido se realiza de la amalgama se debe realizar con instrumento de forma adecuada que estén bien afilados para poder cortar el material fácilmente. Se emplean talladores de forma diversas que se adaptan a las distintas caras del diente para lograr forma correcta. Dos de los mas conocidos son el Frahm y el de Hollenback, el uso alternando de ambos permite tallar la amalgama en casi todos los casos.caso.
  32. 32. Secuencia de tallado para restauraciones de clase I y II  En las superficies colosales se comienza colocando el tallador de Frahm en el extremo mas distal y con uno de los costados apoyado en el tejido dentario remanente se avanza hacia mesial cortando por tracción la amalgama y determinando así la vertientes y los surcos bucales.  La punta del rombo esboza el surco central mesiodistal.
  33. 33.  Se apoya ahora el tallador en la vertientes del esmalte intacto lingual y se avanza de distal hacia mesial repitiendo de la maniobra anterior.  Se procura hacer coincidir la punta del rombo en el surco central. Se toma el tallador de Hollenback y se perfecciona el trabajo logrado por oclusal. Pueden lograrse detalles mas fino con un explorador o un excavador discoide.
  34. 34. Secuencia de tallado para restauraciones de clase v.  Cuando la amalgama ya no presente una superficie plástica se comienza con el tallado. Se retiran los excesos con un explorador o tallador de punta fina y se da forma con talladores adecuados
  35. 35. Bruñido postallado  Como penúltimo paso de la reconstrucción se realiza el bruñido postallado, que consiste en un alisado final de toda la superficie de la amalgama.  Con un bruñidor esférico de tamaño pequeño se recorren todo los surcos y se los marca con una presión fuerte. Luego, con una bruñidor de extremo cónico se alisan las vertientes laterales, los reborde proximales y las áreas proximales accesibles.
  36. 36.  En las restauraciones de clase V  Cuando la amalgama no presenta una superficie plástica se comienza con el tallado. Se retiran los excesos con un explorador o tallador de punta fina y se da forma con talladores adecuados.
  37. 37. Retiro de la matriz El retiro de la matriz en una maniobra delicada, y para que tenga éxito y no se destruya la relación de contacto lograda es preciso observar algunos detalles. 1-se retiran los trozos. 2-se debe volver a apretar. 3-se recorta la matriz. 4-se retira la cuna.
  38. 38. Control posoperatorio Una ves terminada todas las etapas de la restauración corresponde efectuar los controles posoperatorios. Estos son: 1- inmediato Se retira el aislamiento, se corta la goma en el espacio interdentario para que no arrastre la amalgama proximal recién reconstruida.
  39. 39. Control inmediato  Control oclusal Se retira el aislamiento. Se corta la goma en el espacio interdentario para que no arrastre la amalgama proximal recen reconstruida. Se quitan el clamp y la goma. Se le indica al paciente que no muerda con fuerza. Se realiza el control oclusal interponiendo papel de articular y haciendo que el paciente cierre levemente.
  40. 40.  Se marcaran sobre la superficie del dente cúspides antagonistas.  Si hay una marca intensa en la malgama recién reconstruida y no hay marcas en el resto del diente, se debe corregir el punto que esta mas alto.  Se repite el procedimiento hasta que las marcas sobre la amalgama y las de los otros dientes naturales sean de la misma intensidad de color.
  41. 41. Control proximal Se controla en forma minuciosa el margen gingival para retirar cualquier exceso de amalgama que pudiera haber quedado después de la restauración.
  42. 42. Control vestibular ( clase v)  Se retira el asilamiento y se verifica que no queden excesos subgingivales de amalgama.
  43. 43. CONTROL MEDIATO  Pulido La amalgama se puede pulir después de dos horas o mas de haberla realizado. Es preciso guardar algunas fresa que ya no corten para el retoque de la anatomía oclusal. Con la fresa piriforme 330 o 331L a baja velocidad se recorren los surcos en formas suave y sin ejercer presion.
  44. 44.  Para vértice y áreas de difícil absceso se usa las fresas troncocónica 171L a baja velocidad.  Luego se utilizan fresas de doce filos de diferentes formas llama o pimpollo, para obtener superficie bien lisa.  Con discos muy pequeños de papel y rueditas de goma abrasiva ser completan las áreas que no allan sido alcanzadas por los procedimientos anteriores.
  45. 45. Pulido versus alisado  El pulido de la malgama es sin lugar a dudas el mejor procedimiento obtener una superficie lisa y resistente a la corrosión y el ennegrecimiento.  Como único inconveniente puede mencionarse la necesidad de citar nuevamente al paciente para terminar la restauración. Se corre el riesgo de que el paciente no vuelva y la restauración quede inconclusa.  Con el uso de los procedimientos de prebruñido y posbruñido puede obtenerse una superficie de amalgama muy lisa y con característica adecuadas resistir el uso clínico en la boca.
  46. 46. Restauraciones de los otros tipos de preparación de clase II  En la preparación “en forma de ojo de cerradura” la matriz se acuna firmemente y se consolida con compuesto de modelar hacia bucal para permitir la condensación de la amalgama. Si la apertura se realiza desde lingual, se invierte el procedimiento.
  47. 47. Amalgama con adhesivo La preparación cavitaria debe obedecer los principios clásicos de preparación de las cavidades para la amalgama, al encontrarse apenas alterada la forma de retención por uso de un cemento resinoso adhesivo(cemento de composite). Este material debe aplicarse en la preparación cavitaria antes de la inserción y condensación de la amalgama.
  48. 48. Gracias

×