Successfully reported this slideshow.
We use your LinkedIn profile and activity data to personalize ads and to show you more relevant ads. You can change your ad preferences anytime.

El suicidio en la adolescencia

474 views

Published on

el suicidio en la adolecencia

Published in: Education
  • Be the first to comment

  • Be the first to like this

El suicidio en la adolescencia

  1. 1. El suicidio en la adolescencia UNIDAD EDUCATIVA PACIFICO CEMBRANOS INTEGRANTES: Marlon Castillo, Jefferson Quevedo, Johao Esquivel. CURSO: 1ro mecanizado FECHA: 02/06/2014
  2. 2. SUICIDIO EN LA ADOLECENCIA suele callarse y evadirse pues impacta y cuestiona el sistema familiar y social en que vivimos. El rechazo, la perdida de un novio o novia y el fracaso en la escuela o en los deportes pueden desencadenar tendencia suicidas en los adolecentes. La depresión es una de las causas principales del suicidio. Falta de comprensión con los padres.
  3. 3. El suicidio entre los adolescentes ha tenido un aumento dramático recientemente a través de la nación. Cada año miles de adolescentes se suicidan en los Estados Unidos. El suicidio es la tercera causa de muerte más frecuente para los jóvenes de entre 15 a 24 años de edad, y la sexta causa de muerte para aquellos de entre 5 a 14 años. Los adolescentes experimentan fuertes sentimientos de estrés, confusión, dudas de sí mismos, presión para lograr éxito, incertidumbre financiera y otros miedos mientras van creciendo. Para algunos adolescentes el divorcio, la formación de una nueva familia con padrastros y hermanastros o las mudanzas a otras nuevas comunidades pueden perturbarlos e intensificarles las dudas acerca de sí mismos. Para algunos adolescentes, el suicidio aparenta ser una solución a sus problemas y al estrés. La depresión y las tendencias suicidas son desórdenes mentales que se pueden tratar. Hay que reconocer y diagnosticar la presencia de esas condiciones tanto en niños como en adolescentes y se debe desarrollar un plan de tratamiento apropiado. Cuando hay duda en los padres de que el niño o el joven pueda tener un problema serio, un examen siquiátrico puede ser de gran ayuda. Muchos de los síntomas de las tendencias suicidas son similares a los de la depresión. Los padres deben de estar conscientes de las siguientes señales que pueden indicar que el adolescente está contemplando el suicidio: cambios en los hábitos de dormir y de comer • retraimiento de sus amigos, de su familia o de sus actividades habituales • actuaciones violentas, comportamiento rebelde o el escaparse de la casa • uso de drogas o de bebidas alcohólicas • abandono fuera de lo común en su apariencia personal • cambios pronunciados en su personalidad • aburrimiento persistente, dificultad para concentrarse, o deterioro en la calidad de su trabajo escolar • quejas frecuentes de síntomas físicos, tales como: los dolores de cabeza, de estómago y fatiga, que están por lo general asociados con el estado emocional del joven • pérdida de interés en sus pasatiempos y otras distracciones • poca tolerancia de los elogios o los premios
  4. 4. Un adolescente que está contemplando el suicidio también puede: quejarse de ser una persona mala o de sentirse abominable • lanzar indirectas como: no les seguiré siendo un problema, nada me importa, para qué molestarse o no te veré otra vez • poner en orden sus asuntos, por ejemplo: regalar sus posesiones favoritas, limpiar su cuarto, botar papeles o cosas importantes, etc. • ponerse muy contento después de un período de depresión • tener síntomas de sicosis (alucinaciones o pensamientos extraños)  Si el niño o adolescente dice yo me quiero matar o yo me voy a suicidar, tómelo muy en serio y llévelo de inmediato a un profesional de la salud mental capacitado. La gente a menudo se siente incómoda hablando sobre la muerte. Sin embargo, puede ser muy útil el preguntarle al joven si está deprimido o pensando en el suicidio. Esto no ha de ponerle ideas en la cabeza, por el contrario, esto le indicará que hay alguien que se preocupa por él y que le da la oportunidad de hablar acerca de sus problemas.  Si el niño o adolescente dice yo me quiero matar o yo me voy a suicidar, tómelo muy en serio y llévelo de inmediato a un profesional de la salud mental capacitado. La gente a menudo se siente incómoda hablando sobre la muerte. Sin embargo, puede ser muy útil el preguntarle al joven si está deprimido o pensando en el suicidio. Esto no ha de ponerle ideas en la cabeza, por el contrario, esto le indicará que hay alguien que se preocupa por él y que le da la oportunidad de hablar acerca de sus problemas. Si una o más de estas señales ocurre, los padres necesitan hablar con su niño acerca de su preocupación y deben de buscar ayuda profesional cuando persiste su preocupación. Con el apoyo moral de la familia y con tratamiento profesional, los niños y adolescentes con tendencias suicidas se pueden recuperar y regresar a un camino más saludable de desarrollo.
  5. 5. Etapas del suicidio. El suicidio es considerado como una forma de expresión del sufrimiento, una falsa salida de los problemas, y un escape a la desesperanza. El fenómeno del suicidio ha estado presente a lo largo de la historia de la humanidad. Etimológicamente la palabra suicidio procede de: sui “si mismo” y cidium “matar” (Cortes 1997). Otra de las definiciones que podemos encontrar es la que Durkheim (Citado por Buendía J. Riquelme A. y Ruiz J. A 2004) expone, él denomina suicidio a todo caso de muerte, realizado por la víctima misma, sabiendo ella que puede producir este resultado; es decir que es un acto consiente e intencional. También es considerado como un problema multifactorial que sigue un curso más o menos definido. En algunos casos; su objetivo es diferente a la pérdida de la vida como tal, pues la meta puede ser llamar la atención, acabar con el sufrimiento o vengarse de alguna figura de autoridad (Jiménez-Tapia, González- Forteza 2003).
  6. 6.  Generalidades del suicidio  El intento de suicidio, junto al suicidio, son las dos formas más representativas de esta conducta, aunque no las únicas. Desgraciadamente existen muchos textos que sólo tienen en cuenta estos dos aspectos, los que, por demás son los más graves, y no otros que detectándolos y tomándolos en consideración de forma oportuna, evitarían que ambas ocurrieran.  El espectro completo del comportamiento suicida está conformado por la ideación de autodestrucción en sus diferentes gradaciones: las amenazas, el gesto, el intento y el hecho consumado.  La ideación suicida abarca un amplio campo de pensamiento que puede adquirir las siguientes formas de presentación:  El deseo de morir ("La vida no merece la pena vivirla", "Yo lo que debiera es morirme", etcétera).  La representación suicida ("Me he imaginado que me ahorcaba").  La idea de autodestrucción sin planeamiento de la acción ("Me voy a matar", y al preguntarle cómo lo va a llevar a efecto, responde: "No sé cómo, pero lo voy a hacer").  La idea suicida con un plan indeterminado o inespecífico aún ("Me voy a matar de cualquier forma, con pastillas, tirándome delante de un carro, quemándome").  La idea suicida con una adecuada planificación ("He pensado ahorcarme en el baño, mientras mi esposa duerma"). Se le conoce también como plan suicida. Sumamente grave.
  7. 7. Prevención para el suicidio En el año 2000, unas 815 000 personas murieron a causa del suicidio en todo el mundo. Esto representa una tasa mundial de mortalidad anual de cerca de 14,5 por 100000 habitantes, que equivale a una defunción cada 40 segundos. El suicidio es la decimotercera causa principal de muerte en el mundo. Entre las personas de 15 a 44 años de edad, las lesiones autoinfligidas son la cuarta causa de muerte y la sexta causa de mala salud y discapacidad Diseñar una estrategia de prevención del suicidio que pueda generalizarse a diferentes países es una tarea harto difícil pues a las disímiles características de cada territorio se añaden las propias de la conducta suicida. Por ello se exponen los programas de prevención del suicidio en algunos países y se ofrecen medidas que pueden ser globalizadas y que facilitan la prevención de esta causa de muerte.
  8. 8. Propuestas para prevenir el suicidio  Como es conocido, la prevención del suicidio se puede subdividir en tres tipos:  Prevención general que es el conjunto de medidas de apoyo o sostén psicológicos, sociales, institucionales, que contribuyen a que los ciudadanos estén en mejores condiciones de manejar los eventos vitales psicotraumaticos y mitigar los daños que ellos pudieran ocasionar.  Prevención indirecta conformada por el conjunto de medidas encaminadas a tratar los trastornos mentales y del comportamiento, las enfermedades físicas que conllevan suicidio, las situaciones de crisis, la reducción del acceso a los métodos mediante los cuales las personas se pueden autolesionar, etc.  Prevención directa constituida por aquellas medidas que ayudan a abortar o resolver mediante soluciones no autodestructivas, el proceso suicida. (1)  Cada país, con su sistema sociopolítico específico garantizara en mayor o menor medida la prevención general del suicidio. Cada país con su sistema de salud específico permitirá en mayor o menor medida la accesibilidad a los servicios de salud mental que posibilite el tratamiento de los ciudadanos que lo requieran.  En cada país las personas en situación de crisis suicida son tratadas por diversos grupos de profesionales entre los que se encuentran psicólogos, psiquiatras, médicos de familia, médicos generales, voluntarios entrenados, terapeutas sin otra especificación, etc.  Todo lo anterior complica extraordinariamente la confección de una estrategia que sea de utilidad en todos los escenarios.  La Organización Mundial de la Salud sugiere seis medidas para prevenir el suicidio las que a continuación se relacionan:  Tratamiento de las enfermedades mentales  Destoxificacion del gas de los vehículos de motor  Destoxificacion del gas doméstico  Control de la posesión de las armas de fuego  Control sobre la disponibilidad de las sustancias tóxicas  Disminuir los reportes de las noticias sensacionalistas en los medios de difusión.
  9. 9. CONCLUSIONES  Con este trabajo hemos apreciado lo fuerte que es el Suicidio.  También hemos conocido en profundidad algunos de los factores que lo provocan y las características que tienen las personas al borde del suicidio, que ejecutan el suicidio y que mueren a causa del suicidio.  Nos parece necesario, crear una mayor conciencia en las autoridades para evitar así que la cantidad de suicidio tanto como a nivel nacional como mundial, disminuya. Se han tomado medidas, pero en cuanto a recursos médicos de tipo psiquiátrico principalmente queda mucho por hacer.  Quizás sea difícil acabar con el suicidio en la sociedad actual, pero no por ello creemos que se debe dejar de poner énfasis en campañas que sirvan de ayuda, consejo y apoyo a las personas que busquen el Suicidio como solución a su vida.  Creemos que tal vez sea correcto en parte la teoría del sociólogo francés que se refería a que el individualismo provocaba más suicidios, pero consideramos necesario que los individuos de hoy en día tengan su espacio para el desarrollo interior, sin embargo, si este desarrollo se ve interrumpido por alguna patología de tipo psiquiátrica, pensamos que lo mejor es que sea tratada por un especialista.  Finalmente, concluimos que el suicidio se puede prevenir, siempre y cuando la persona se abra a los demás y pida ayuda, o bien, sea tratada por un especialista. Quizás la vida se vea muy complicada en algunos momentos, pero no por ello se debe interrumpir u optar por una salida tan drástica.

×