Successfully reported this slideshow.
We use your LinkedIn profile and activity data to personalize ads and to show you more relevant ads. You can change your ad preferences anytime.
Disciplina 
Positiva 
“Donde hay personas surgen conflictos...”
Docente, eres mediador en el 
conocimiento y en la cultura, en la 
enseñanza y en el aprendizaje 
¿pones todo el esfuerzo ...
Los niños llegan a la escuela con los 
valores y actitudes aprendidas en sus 
hogares. 
Es el maestro quien les enseña las...
Seguro que muchos deseamos 
construir, en cada aula, escuela 
democrática, seguro que estamos de 
acuerdo en fomentar la 
...
¿Qué es prioridad en tus objetivos? 
¿Qué valores ponemos en juego? 
Los fundamentales no empiezan en lo 
académico sino e...
Si un vendedor se muestra incapaz de vencer la resistencia 
de los clientes, ese vendedor es despedido. 
En el mundo de la...
La importancia de la "educación del educador”. 
¿Quién soy como 
educador? Nuestras 
acciones, prioridades 
y estilo perso...
Seguimos, pensemos en él… ¿Quién es para ti el niño? 
O bien como 
miembro de la 
sociedad digno 
de respetarse a sí 
mism...
¿Cuál es tu estilo? 
Básicamente hay dos 
enfoques erróneos: la 
sobreprotección y la 
imposición autocrática. No se 
obti...
El primer paso, ¡comprender al niño! 
Los niños como los adultos, quieren sentir que 
tienen valor, pertenecer, encontrar ...
Lo más decisivo en la educación no es el programa sino la actitud 
del educador. La actitud adecuada debe ser la "benevole...
Todos los métodos que utilizan el desnivel (superioridad, inferioridad) 
son difíciles, inestables, e invitan a la manipul...
Una buena actuación 
escolar depende de dos 
componentes básicos, la 
cooperación y la 
responsabilidad. Asumir su 
tarea,...
Somos los “entrenadores de vida”, nuestro 
trabajo es ayudar a que el niño tenga éxito y 
aprenda cómo se hacen las cosas....
El mayor o menor grado de implicación de un 
alumno en la calidad de la convivencia está 
directamente relacionado con las...
Lo que puede hacer el maestro 
Alentar convivencia, esencial que haya normas mínimas, universales y específicas de grupo. ...
Reglas básicas: 
Actúa, no prediques 
Muchos educadores se limitan a hablar con el niño, el niño a pesar de entender los m...
Destierra el castigo de la vida de los niños 
Los errores y los conflictos son oportunidades para aprender y 
crecer, y no...
Recursos para ayudar a los niños a modificar su conducta 
Ayuda al niño a que comprenda el objetivo de su conducta (de for...
Lo que pueden hacer los padres 
En vez de criticar, examina y mejora tu comportamiento, eres el modelo y es más 
fácil mod...
Algún maestro puede opinar que esto llevaría mucho tiempo. 
Si no se consigue unificar la clase no es posible aprovechar e...
El día del amo y señor (incluyendo el señor profesor) 
ha pasado para siempre. 
Para ser líderes eficaces debemos ganar 
l...
Fuentes: 
“Cómo ganarse a los niños” Francis X Walton 
Principios y estrategias de Disciplina Positiva en el aula 
www.esc...
Upcoming SlideShare
Loading in …5
×

Disciplina Positiva en el aula

Se va a iniciar este 2014-2015 con dos talleres en la escuela, Disciplina Positiva para familias y Disciplina Positiva en el aula, impartidos por Gina Graham y Gigi Nunez, dos expertas en este programa. En fechas distintas pero nada más que el calendario las aleja porque la propuesta es la misma, aprender a mejorar nuestras pautas y estrategias educativas en la interacción con los niños. Hay otra manera de educar incorporando a los niños a las tareas de su comunidad, aprovechando sus cualidades y también sus defectos, inspirando optimismo creador en los educadores para transferirlo, provechosamente, a los niños, en miras a la consecución de un mundo mejor. http://escuelainfantilgranvia.com/taller-de-disciplina-positiva-en-el-aula-escuelaenredada/

  • Login to see the comments

Disciplina Positiva en el aula

  1. 1. Disciplina Positiva “Donde hay personas surgen conflictos...”
  2. 2. Docente, eres mediador en el conocimiento y en la cultura, en la enseñanza y en el aprendizaje ¿pones todo el esfuerzo y aun así no obtienes la respuesta deseada? ¿Caes en el desánimo? Pudiera ser… ¿Qué has intentado? Puedes ahogarte en el desafío o considerarlo una oportunidad de aprendizaje ¡Tú decides!
  3. 3. Los niños llegan a la escuela con los valores y actitudes aprendidas en sus hogares. Es el maestro quien les enseña las habilidades necesarias para participar en el mundo más amplio de la sociedad. Hay pocos profesionales con una responsabilidad de tal magnitud. Los niños necesitarán ayuda. También los maestros la necesitan para “ganarse a los niños” para cumplir la tarea de la educación.
  4. 4. Seguro que muchos deseamos construir, en cada aula, escuela democrática, seguro que estamos de acuerdo en fomentar la coparticipación, el diálogo, la autodeterminación, la responsabilidad compartida, etc… Pero… ¿son realidades los valores de la educación democrática? ¿Sigue habiendo un desfase entre ideal y práctica educativa diaria en las aulas?
  5. 5. ¿Qué es prioridad en tus objetivos? ¿Qué valores ponemos en juego? Los fundamentales no empiezan en lo académico sino en promover actitudes positivas hacia los niños para aumentar su capacidad de autonomía y propiciar una convivencia de calidad dentro de un ambiente de trabajo dinámico en el aula. No digas que no es posible… Míralo de esta manera, no tienes que ser el que gana siempre, en Disciplina Positiva nos importan las situaciones donde todos ganan y nadie pierde, donde la mediación es la principal herramienta.
  6. 6. Si un vendedor se muestra incapaz de vencer la resistencia de los clientes, ese vendedor es despedido. En el mundo de la educación, cuando un maestro es incapaz de superar la resistencia de un alumno, se despide al alumno. Sin embargo a los maestros no se les ofrece ayuda para aprender formas más eficaces de “vender” la educación a sus chicos, de “ganarlos” para una tarea de aprendizaje. Quienes procuramos influenciar a la juventud necesitamos agudizar el ingenio para elaborar más técnicas que maximicen en ellos los sentimientos positivos. La base de las interacciones saludables es el respeto a la dignidad humana.
  7. 7. La importancia de la "educación del educador”. ¿Quién soy como educador? Nuestras acciones, prioridades y estilo personal, invitan las conductas de los demás. Aceptar que se es imperfecto No omnisciente ni omnipotente. Estando dispuesto a la vida comunitaria. Desarrollar una actitud de "benevolencia amistosa" con los niños. Para influir positivamente sobre el alumno es necesario establecer una relación amable porque los niños responden en función de lo que reciben. Respetando al niño y tratándolo con dignidad y simpatía. También actuando con firmeza cuando la lógica de la situación lo requiera. Mostrándose sincero con el niño y expresándole lo que el educador siente honestamente hacia él y su conducta. Aceptando las particularidades e idiosincrasia de cada niño. El educador debe evitar imponerse al niño por razones de superioridad, poder y subordinación, esas actitudes fomentan la lucha de poder o la indefensión del educando. Es más adecuado aceptar que la influencia sobre el alumno se haga a través de normas y objetivos de convivencia compartidos.
  8. 8. Seguimos, pensemos en él… ¿Quién es para ti el niño? O bien como miembro de la sociedad digno de respetarse a sí mismo, digno de ser respetado. Sujeto con problemas a detectar y por tanto comunicar a sus familias. Sujeto que “se puede producir” como socialmente aceptable a base de refuerzos y castigos.
  9. 9. ¿Cuál es tu estilo? Básicamente hay dos enfoques erróneos: la sobreprotección y la imposición autocrática. No se obtienen resultados positivos a largo alcance. Es necesario, buscar la coherencia con los métodos familiares, para ello resulta imprescindible una buena comunicación.
  10. 10. El primer paso, ¡comprender al niño! Los niños como los adultos, quieren sentir que tienen valor, pertenecer, encontrar su lugar, ser alguien, valer para otros. Es frecuente educar a los niños sin esperar de ellos ninguna contribución al bienestar de su grupo, se les hace sentir que el verdadero trabajo de la vida solamente puede ser hecho por adultos, el niño se siente inseguro respecto a su importancia para otros, inseguro con relación a su capacidad para ejercer un rol socialmente productivo y recurrirá a conductas inútiles y negativas para afirmar su propia existencia y su valía.
  11. 11. Lo más decisivo en la educación no es el programa sino la actitud del educador. La actitud adecuada debe ser la "benevolencia amistosa“. La estimulación es el principal método básico de la educación, la estimulación en la búsqueda de soluciones compartidas. La meta : Educar para la cooperación.
  12. 12. Todos los métodos que utilizan el desnivel (superioridad, inferioridad) son difíciles, inestables, e invitan a la manipulación. Los métodos autoritarios no respetan al niño, no permiten que aprenda a responsabilizarse de sus decisiones. El mensaje que se le da es “no puedo confiar en ti y por tanto te obligo a comportarte correctamente”. Esta actitud despierta resistencia en los niños “puede que no sea poderoso como tú pero te voy a demostrar que no me vas a obligar a nada”. “Tú no puedes, o no quieres, y por lo tanto lo hago yo por ti o te obligo” ¡A nadie le gusta estar en posición de inferioridad!
  13. 13. Una buena actuación escolar depende de dos componentes básicos, la cooperación y la responsabilidad. Asumir su tarea, reconocer los derechos de los demás y compartir, estas características son mucho más importantes que el alfabeto o saber contar hasta cien.
  14. 14. Somos los “entrenadores de vida”, nuestro trabajo es ayudar a que el niño tenga éxito y aprenda cómo se hacen las cosas. ¿Son los niños difíciles? ¿Contribuimos a que lo sean? Un niño que se porta mal es un niño desanimado que no ha encontrado la manera de hacerse significativo para ti y/o su comunidad. Convertir a un niño desanimado en un niño con valor y con sentimiento de comunidad requiere mucho tiempo y mucha dedicación por parte del educador. La base de la intervención es la aceptación incondicional del niño como persona que comete errores que se pueden corregir (no como un niño malo), es imprescindible, trabajar una actitud de respeto mutuo (amable, pero consecuente). “¡Ni luchar, ni ceder, sino comprender y querer ayudar!”
  15. 15. El mayor o menor grado de implicación de un alumno en la calidad de la convivencia está directamente relacionado con las atribuciones de poder que se le confieren y la capacidad de decisión real que maneja. "No es cierto que una fuerte disciplina genere un buen ambiente de aprendizaje. Lo cierto es que un buen ambiente de aprendizaje trae consigo la disciplina.” (Santos Guerra, 1995)
  16. 16. Lo que puede hacer el maestro Alentar convivencia, esencial que haya normas mínimas, universales y específicas de grupo. Establecer normas implica elaborar las consecuencias establecidas, en reuniones de clase. Unificar la clase por medio de procesos grupales. Pedir participación, decidir cuáles serán los procedimientos y actividades que se realizarán en clase. Examinar tu propio modelo de interacción y evitar que tu respuesta al comportamiento inadecuado les sea inútil. Enfatizar logros en vez de errores. Ayudar al alumno desalentado a descubrir de qué manera él puede contribuir al bienestar de su clase, escuela, familia. Aprovechar la aportación de los alumnos adelantados para que ayuden a los demás. Tratar los deberes como tarea de los niños y no de los padres. Si los padres se responsabilizan de las tareas es mejor no poner tarea. Ayudar a los padres con las cosas que pueden hacer para desarrollar actitudes de responsabilidad y cooperación con sus hijos.
  17. 17. Reglas básicas: Actúa, no prediques Muchos educadores se limitan a hablar con el niño, el niño a pesar de entender los motivos por los que se le recomienda cambiar, tiene prioridades más fuertes y no obedece. El adulto entra en las explicaciones excesivas, y no es eficaz. Dilo una sola vez, el niño no es sordo, se vuelve sordo para evitar los discursos repetitivos del adulto. Mientras recibe esta atención(aunque sean reproches y broncas) no se detendrá. No prestes atención indebida, sin embargo lo que no debes ignorar es que los niños tienen derecho a una atención adecuada, por ejemplo distrae concediendo atención preguntando cosas que sabes que puede hacer bien, pidiendo que haga una tarea que le guste al niño y sea socialmente útil. Da ánimos La alabanza se debe aplicar con máxima moderación, es evaluación externa, aprobación personal del educador, suele implicar comparación; se da cuando el niño ha alcanzado un objetivo y se tiene poco en cuenta el esfuerzo dedicado para alcanzarlo. Dar ánimo evita poner demasiado énfasis ni en el educador ni al niño como personas, sino en la utilidad social y el valor funcional de la conducta, no se centra en el niño sino en la tarea. “Estoy muy contento porque has recogido” (Alabanza) “Creo que estarás contento porque encontrarás tus cosas mucho mejor”(Aliento) Dar ánimos es prestar menos atención a los defectos y poner énfasis en las virtudes “Ojos positivos”
  18. 18. Destierra el castigo de la vida de los niños Los errores y los conflictos son oportunidades para aprender y crecer, y no algo que se deba punir automáticamente. El castigo se instaura en un sistema donde se considera el error negativo y al alumno como culpable de cometerlo. Muchas veces, maestros muy autoritarios se han centrado en la detección del error como medio de instrucción, y aplicar sanciones era considerada una de sus funciones principales. Bajo esta perspectiva, se supone que el hecho de pasarlo mal, ser humillado o incluso sufrir, de algún modo funciona como estrategia de enseñanza, y no se tiene en cuenta cómo afecta a otros aspectos de la formación del niño.
  19. 19. Recursos para ayudar a los niños a modificar su conducta Ayuda al niño a que comprenda el objetivo de su conducta (de forma llana y amable) No uses el conocimiento de las razones del niño para etiquetarlo. ¿Qué podemos hacer para cambiar la situación? La conversación no puede ser un sermón, debe ser amable en manera y contenido ¡Encontraremos la solución! Modifica la propia actuación. Deja de contribuir para que la conducta inadecuada sirva a los propósitos del niño. No te hagas cómplice involuntario para que se perpetúen los medios inadecuados que el niño ha elegido para alcanzar el propósito. Desarrolla la confianza del niño en sí mismo. Buscar maneras de alentar al niño. Usa la clase como grupo amigable para ganar la participación cooperativa del niño. Cuantas veces se pone los puntos sobre las íes a principio de curso, y ¡pobre del que no cumpla! Vamos a pasar mucho tiempo juntos este curso, esta es nuestra clase, a veces tendremos problemas para llevarnos bien ¿qué problemas creéis que se nos pueden presentar? ¡Pertenencia! Pregunta ¿qué podemos hacer si tenemos tal o cual problema? Lo que ocurre en el aula no es responsabilidad solo del profe y crean sus propias reglas para resolver las distintas situaciones ¡Significación!
  20. 20. Lo que pueden hacer los padres En vez de criticar, examina y mejora tu comportamiento, eres el modelo y es más fácil modificar lo que tú haces que entablar una lucha perdida con el chico para que cambie. Si tus críticas desalientan al niño estás empeorando las cosas al esforzarte tanto para que el niño mejore, puede que te des cuenta de haberle dado importancia al comportamiento inadecuado de tu chico de manera que él piense que valió la pena. Si haces las cosas por tu hijo o le obligas a hacerlas, le niegas la oportunidad de descubrir su propia capacidad, no hagas nada por él que pueda hacer pos sí mismo. !Lo decisivo no es la influencia ambiental sino lo que se haga con tal influencia!
  21. 21. Algún maestro puede opinar que esto llevaría mucho tiempo. Si no se consigue unificar la clase no es posible aprovechar el tiempo A medida que se van tratando los objetivos de la conducta se va percibiendo las ventajas de la interacción grupal, cómo la clase sabe tratar su propia problemática, utiliza la discusión para aclarar los objetivos, asume responsabilidad por las consecuencias de su comportamiento, participa de igual a igual… ¡Se ayudan unos a otros! ¡El grupo crea y forma valores! Si un padre o un maestro enseña estas habilidades durante la niñez no será necesario que se lo enseñe un terapeuta.
  22. 22. El día del amo y señor (incluyendo el señor profesor) ha pasado para siempre. Para ser líderes eficaces debemos ganar la cooperación de la infancia y la juventud, no es posible forzarla. No es una tarea fácil, pero es nuestra tarea como educadores y padres.
  23. 23. Fuentes: “Cómo ganarse a los niños” Francis X Walton Principios y estrategias de Disciplina Positiva en el aula www.escuelainfantilgranvia.com

×