Successfully reported this slideshow.
We use your LinkedIn profile and activity data to personalize ads and to show you more relevant ads. You can change your ad preferences anytime.

EL FÚTBOL ARGENTINO.Gustavo Albano Abreu.ISBN:9789871775323

416 views

Published on

EL FÚTBOL ARGENTINO.Gustavo Albano Abreu.ISBN:9789871775323

Published in: Law
  • Be the first to comment

EL FÚTBOL ARGENTINO.Gustavo Albano Abreu.ISBN:9789871775323

  1. 1. GUSTAVO ALBANO ABREU EL FÚTBOL ARGENTINO HISTORIA JURÍDICO-POLÍTICA DE SU ORGANIZACIÓN Marcial Pons MADRID | BARCELONA | BUENOS AIRES | SÃO PAULO 2016
  2. 2. A Fabiana, mi esposa y compañera, por su eterna paciencia, inestimable ayuda y cariñosa colaboración a lo largo de nuestra vida juntos A mis hijos Albano, Vicente y Antonio, cuya presencia ha enriquecido nuestras vidas A Dora, mi madre, que con su ejemplo de esfuerzo y superación impulsó mis incursiones académicas A Julio, mi hermano de la vida, y su familia A mis abuelos, Albano y Mercedes (Chola), cuyo recuerdo siempre me acompaña
  3. 3. AGRADECIMIENTOS Agradezco a todas las personas que, de una u otra manera, me han ayu- dado en tantos años de trabajo en la Universidad Austral Agradezco a Gabriel Lozano, por haberme invitado hace ya mucho tiempo a investigar y trabajar en el mundo del Derecho del Deporte. En especial, a mi Director de Tesis, mi maestro el Profesor Miguel Cardenal Carro, por su desinteresada y permanente ayuda a lo largo de toda mi forma- ción académica. A Emilio García Silvero, por sus valiosos consejos y suge- rencias. A los tres por la humildad y generosidad demostrada durante estos años de fecunda amistad.
  4. 4. PALABRAS PRELIMINARES DEL AUTOR Confluyen en el presente libro tres objetivos claramente diferencia- dos. Por un lado, se pretende desarrollar una descripción elemental de la organización jurídica del fútbol, tanto a nivel mundial como nacional, que permita a los alumnos de la carrera de Derecho y a los colegas estudiar la asignatura Derecho del Deporte, tanto en el grado como en el posgrado. Por otro lado, realizar una descripción histórica de la organización del fút- bol argentino a través de dos ejes centrales: a) el modo en que se organiza- ron los campeonatos y, b) la injerencia de los presidentes de la Nación en la vida asociativa de la Asociación del Fútbol Argentino y en la elección de su presidente, todo ello desde su fundación en 1893 hasta el fin del mandato de Grondona. En tercer lugar, se efectúa una crítica del sistema con el objeto de gene- rar una discusión de ideas sobre cómo mejorar ciertos aspectos de la organi- zación interna de la Asociación del Fútbol Argentino y de sus campeonatos. Finalmente, como un aporte al debate que los distintos actores del fút- bol argentino le estamos debiendo a nuestro querido deporte, se sugiere la reforma de la Ley del Deporte y la sanción de una Ley de Federaciones Deportivas para lograr una organización más democrática, más representa- tiva y más federal. Gustavo Albano Abreu Buenos Aires, agosto de 2015
  5. 5. INTRODUCCIÓN Desde un principio, las federaciones deportivas en todo el mundo se manejaron con la insólita convicción de que ningún poder estatal podía inmiscuirse en sus regulaciones, y la mayoría de los Estados, por lo menos hasta después de la Segunda Guerra Mundial, parecían darles la razón. Pro- bablemente, ello se ha debido a que el denominado «complejo de isla» de las federaciones nacionales e internacionales se encontraba en su apogeo 1 . Los orígenes del deporte moderno no aparecen vinculados a la inter- vención o control del Estado, afirma con razón, el sociólogo francés Pierre Arnaud. Su tesis es la siguiente: «En todos los países europeos, al igual que los Estados Unidos, el nacimien­to del deporte se debió al empeño, por una parte, de una serie de individuos aislados y, por otra, de algunos grupos privados. En ese sentido se trata de una innovación que tiene su origen en la aparición de nuevas formas sociales. Deporte y modernidad aparecen unidos y se inscriben en el marco de los cambios industriales y económicos del siglo» 2 . En Inglaterra, a finales del siglo xix, la organización de la competición había llegado a un grado de desarrollo casi final. Los ingleses, ya sea direc- tamente, a través de los profesionales, de hombres de negocios, empleados y marineros (que iban a trabajar al extranjero en obras de ingeniería, gas, agua, caminos, drenajes, construcción de redes ferroviarias, de fábricas, de obras para explotación minera, de frigoríficos, etc.), o indirectamente, a través de profesores o alumnos extranjeros que habían estudiado en cole- gios o universidades inglesas, fueron creando clubes y federaciones en el resto del mundo, siguiendo un único sistema de organización, el modelo inglés. Ello se debió a que la insularidad de Inglaterra la preservó de las agita- ciones de la Europa continental, según el citado autor. 1  El autor español L. Cazorla Prieto es el creador de la expresión «complejo de isla» utili- zada para referirse a la actitud del movimien­to deportivo que pretendía ignorar el ordenamien­to de los estados. Cfr. Deporte y Estado, Barcelona, Labor, 1979, p. 237. 2  Cfr. P. Arnaud, «El deporte, vehícu­lo de las representaciones nacionales de los estados europeos», en T. González Aja (ed.), Sport y Autoritarismos. La utilización del deporte por el comu- nismo y el fascismo, Madrid, Alianza, 2002, p. 12.
  6. 6. GUSTAVO A. ABREU14 «Los ingleses han tenido que proteger en muy contadas ocasiones su territorio, su lengua o su cultura contra el invasor extranjero. Además, Inglaterra es el país donde nació la Revolución Industrial y el liberalismo económico: rico, poderoso do- tado de la marina más grande del mundo, construyó en pocos decenios el mayor imperio colonial. La gimnástica militar y disciplinaria no fue, por lo tanto, el ins- trumento de formación y de integración de las masas. En compensación, fue en Inglaterra donde nació el deporte moderno. Y fue desde Inglaterra desde donde se difundió al mundo entero» 3 . Luego, la Federación Internacional del Fútbol Asociado (en adelante, FIFA), creada en 1904, se valió de los más de cuarenta años de experiencia federativa de Inglaterra para completar un entramado monopólico de fede- raciones que llegó a abarcar todo el mundo 4 . Cada club o federación creada en cualquier rincón del planeta siguió la impronta del modelo inglés, esa experiencia que había demostrado que los ciudadanosdecualquierpaíspodían,medianteconvencionesentreprivadosy sin la intervención del Estado, organizar perfectamente una serie de relacio- nes jurídicas que ordenaran los elementos básicos de una competición. Puede afirmarse que todo el mundo, sin excepciones, se valió de la enorme experiencia de la dirigencia deportiva inglesa en materia de regla- mentar distintos deportes y fundar sus respectivas federaciones. Respecto de poner por escrito las reglas de juego, ya se contaba con la experiencia del bowling en 1670, del cricket en 1727, del golf y del boxeo profesional en 1740, y del «curling» en 1795. Y en cuanto a crear federaciones deportivas, ya se había fundado en 1751 el Jockey Club que organizaba las carreras de caballos; el St. Andrew’s Society of Golfers, en 1754; el Marylebone Cricket Club, en 1787; y el Grand Caledonian Curling Club, en 1843 5 . La actuación de la FIFA, capitalizando dicha experiencia, ha sido deter- minante a partir del siglo xx para consolidar un moderno sistema de Dere- cho internacional que ordena las relaciones deportivas y jurídicas de las personas que practican fútbol oficial, en cualquiera de sus modalidades, a lo largo y a lo ancho del planeta. El fútbol, puede afirmarse sin temores, es actualmente el deporte más difundido y mejor organizado de la historia del ser humano, en desarrollo y complejidad de instituciones jurídicas creadas para su organización. Muy lejos quedan los doscientos noventa y tres Juegos Olímpicos consecutivos 3  Ibidem, p. 13. 4  Para un estudio más detallado de la naturaleza y finalidades de las federaciones deportivas, se recomienda la lectura de: Las Federaciones deportivas. Régimen jurídico, de A. Camps i Povill (Madrid, Civitas, 1996); Intervención pública en el deporte, de I. Agirreazkuenaga (Madrid, Civi- tas, 1998); Derecho del deporte, obra dirigida por L. Cazorla Prieto (Madrid, Tecnos, 1992), y la monografía de G. Real Ferrer, Derecho público del deporte (Madrid, Civitas, 1991). 5  Cfr. N. Tranter, Sport, economy and society in Britain 1750-1914, Cambridge, Cambridge University Press, 1998, p. 14.
  7. 7. EL FÚTBOL ARGENTINO 15 celebrados por los griegos en la antigüedad, o los juegos de gladiadores minuciosamente organizados por los romanos desde mediados de la Repú- blica hasta el martirio de San Almaquio. Este trabajo tiene por objeto describir, en la primera parte, la organi- zación jurídica del fútbol a nivel mundial, la evolución de la organización asociativa del fútbol a partir de la experiencia inglesa y la generación de un modelo internacional que, en manos de la FIFA, rige los destinos del fútbol en todos los rincones del planeta, pero otorga un amplio margen de libertad a sus asociaciones (nacionales) miembro para organizarse en el plano local. En la segunda parte, se ocupa de analizar la organización jurídica de la Asociación del Fútbol Argentina (en adelante, AFA). En la tercera, se estudia el desarrollo de las reglas de competición en la Argentina, desde la fundación de la Argentine Association Football League (en adelante, AAFL) hasta que los británicos se alejan de su organización en 1912, y el desarro- llo del fútbol del interior del país hasta la desaparición del Campeonato Argentino. En la cuarta parte, se describe la evolución de la organización del fútbol de la Argentina y la directa relación de la política nacional con la dirigencia de la federación nacional. En la quinta y última parte, se propo- nen sugerencias de cambios con el objeto de aportar ideas para una futura reforma del Estatuto de la AFA.
  8. 8. CAPÍTULO I LA ORGANIZACIÓN JURÍDICA DEL FÚTBOL A NIVEL NACIONAL SUMARIO: 1. Origen de las Asociaciones Nacionales.—2. El denominado «asociacionismo deportivo». —3. Organización jurídica de las asociaciones nacionales de fútbol en el plano internacional.—4. El reconocimien­to y la prohibición como sistema.—5. Organización jurídica de la federación nacional y su relación con la federación internacional.—6. El principio de no injerencia gubernamental, la libertad de asociación y la delegación de funciones públicas.—7. Los estados totalitarios y el comienzo de la intervención estatal en las federaciones.—8. Relación entre el sistema internacional y los ordenamien­tos jurídicos nacionales.—9. Las federaciones nacionales y las ligas profesionales.—10. Origen de las ligas profesionales en el fútbol.—11. Las ligas abiertas y las ligas cerradas.—12. El sistema norteamericano del fútbol.—13. El soccer es el quinto deporte en los Estados Unidos.—14. Diferencias principales entre la MLS y las ligas profesionales del resto del mundo.—15. El sistema del «draft».—16. Diferencias de la MLS con el resto de las ligas norteamericanas.—17. Organización del campeonato. 1.  ORIGEN DE LAS ASOCIACIONES NACIONALES Con la fundación en Inglaterra de la primera asociación nacional de fút- bol del mundo, la Football Association 1 , en 1863, puede afirmarse que se sentaron las bases de un sistema que abarca la actividad desplegada por los jugadores dentro del campo de juego (reglas de juego) y la de los directivos en los actos organizativos anteriores y posteriores los partidos (reglas de competición). La creación en 1871 de la Football Association Cup (en adelante, FA Cup), una modalidad de campeonato en la que numerosos clubes se eli- minaban en partidos de ida y vuelta, favoreció dos importantes avances; el primero de ellos, asegurar la aceptación incondicional por parte de todos los 1  Para un mayor detalle de cómo se creó la Football Association, vid. los trabajos de G. Green, The History of the Football Association, Londres, The Naldrett Press, 1953; y Associa- tion Football, Londres, The Caxton Publishing Company, 1960. En esta última, además de Green, escribieron J. R. Witty, N. Ackland, A. H. Fabian, T. Dake, A. Rowe y D. Blanchflower; y también la obra de Marples, A History of Football, Londres, Secker and Warburg, 1954, que trata estos temas con similar profundidad y sin que este autor conociera el primer trabajo de Green. En español, vid. G. Abreu, El fútbol y su ordenamien­to jurídico. Origen en Inglaterra y su implantación en Argentina, Marcial Pons, Buenos Aires, Madrid, Barcelona, 2012.
  9. 9. GUSTAVO A. ABREU18 clubes intervinientes de las reglas de juego aprobadas en 1863; y, el segundo, dotar a la federación y a sus afiliados de una competición estable 2 . Esto incrementó el interés del público, que comenzó a asistir masivamente a los campos de juego y, en poco tiempo, se fundaron las federaciones de Escocia, Gales e Irlanda. En 1885, por presiones de los clubes del norte de Inglaterra, la federa- ción inglesa reguló expresamente el profesionalismo y poco tiempo después, en 1888, se implementó otro tipo de campeonato que, a diferencia del sis- tema de la FA Cup, el campeón se consagraba no por eliminar a sus rivales, sino por sumar más puntos luego de competir con todos ellos. Esta modalidad denominada League o Liga, que en la actualidad es el modo más extendido de competencia por equipos de fútbol en todo el mundo, fue pensado para que los clubes que tenían empleados a sus futbo- listas pudieran mantenerlos en actividad luego de que eran eliminados de la FA Cup el resto del año. William McGregor, un escocés que llegó a ser presidente del Aston Villa, atraído por ese club donde jugaban tres futbolistas de su misma nacionali- dad, y viendo que con el comienzo del profesionalismo, en 1885, el fútbol se había transformado en un caos de organización con encuentros constante- mente suspendidos porque los clubes solían arreglar partidos más lucrativos por otro lado, decidió que el fútbol necesitaba orden, y sembró la semilla de la liga de fútbol más antigua del mundo 3 . Este esquema de organización federativo y de campeonatos fue llevado por los británicos a todos los rincones del mundo. Si bien son múltiples las razones que explican este fenómeno social a nivel internacional, quizás la más determinante haya sido la condición de Inglaterra de máxima poten- cia económica del mundo a mediados del siglo xix, poseedora de una gran la flota de barcos que comerciaba en todos los puertos y que emprendía negocios relacionados con la minería, los frigoríficos, los ferrocarriles, los cereales, etcétera, en todo el planeta. Sobre este punto, Hobsbawm comenta lo siguiente: «En sentido literal Gran Bretaña quizá no fue nunca “el taller del mundo”, pero su predominio industrial a mediados del siglo xix llegó a tal punto que da legitimi- dad a la frase. Gran Bretaña produjo unas dos terceras partes del carbón mundial, la mitad de su hierro, cinco séptimas partes de la reducida producción de acero, alrededor de la mitad de los tejidos de algodón que se fabricaban a escala comercial, y el cuarenta por ciento (en valor) de sus productos metálicos» 4 . 2  Cfr. G. Abreu, op. cit., p. 181. 3  Cfr. «The History of the Football League», www.football-league.premiuntv.co.uk. 4  Cfr. E. Hobsbawm, Industria e imperio, 3ª ed., trad. por G. Ponton, Barcelona, Ariel, 1988, p. 129.
  10. 10. EL FÚTBOL ARGENTINO 19 Cuando los británicos llegaban a otro país, con el objeto de practicar los mismos deportes que solían disfrutar en sus colegios, en todos los casos se las ingeniaban para conseguir un terreno de juego apropiado, instalar los arcos, conseguir algún balón, ponerse de acuerdo en las reglas de juego y finalmente jugar, entre ellos, a ese juego que los hacía sentir como en su tierra. Cardenal Carro entiende que la universalización de algunos deportes y luego su expansión al continente, trasladando sus reglas, se debe, en pri- mer lugar, a la labor de las instituciones educativas británicas durante el siglo xix, y, en segundo lugar, a la transformación social coetánea a la Revolución Industrial que dio lugar a una aceptación masiva de su práctica, primero en las islas británicas y luego en el mundo entero 5 . En similar sentido, Brohm sostiene en su artícu­lo «20 Tesis sobre el deporte» que «Inglaterra ha exportado las prácticas deportivas más impor- tantes junto con sus mercancías y cañoneras (a la India, África Austral, etc.). La constitución del deporte mundial corre paralelo a la consolidación del imperialismo» 6 . En los casos en que la permanencia en el extranjero se prolongaba, esas comunidades de ciudadanos británicos se asociaban en clubes cuyas activi- dades solían ser muy estimuladas socialmente por los medios periodísticos de habla inglesa que veían con buenos ojos la práctica de los juegos y depor- tes tradicionales de ese origen. Los primeros clubes de fútbol en la mayoría de los países del mundo se fundaron por iniciativa de ciudadanos de la Gran Bretaña, si bien estos no tenían como objetivo incorporar a los nativos en la práctica de sus pasatiem- pos, involuntariamente, y con el paso del tiempo y la convivencia social entre ellos y los pobladores locales, deportes como el cricket, el fútbol y el rugby, entre otros, se fueron incorporando a las costumbres de cada país y la gran mayoría de las asociaciones nacionales de todo el mundo fueron creadas por ciudadanos de origen británico. A la Football Association inglesa jamás le interesó hacer proselitismo con el fútbol y sus directivos nunca buscaron llevar el fútbol a Europa o al Imperio Británico, los emigrantes, espontáneamente, llevaron el juego con ellos cuando viajaban a trabajar a comunidades británicas en Europa, África y Sudamérica 7 . 5  Cfr. M. Cardenal Carro, Deporte y Derecho: las relaciones laborales en el deporte profesio- nal, Murcia, Universidad de Murcia, 1996. 6  Cfr. J. M. Brohm, «20 Tesis sobre el deporte», en J. I. Barbero (ed.), Materiales de sociología del deporte, Madrid, De la Piqueta, 1993, pp. 47-48. 7  Para apreciar con detalle cómo Gran Bretaña exportó el fútbol al mundo, por todos, vid. C. Eisenberg; P. Lanfranchi; T. Mason y A. Wahl, 100 years of football. The FIFA centennial book, United Kingdom, Weidenfeld and Nicholson, 2004, pp. 38-47.
  11. 11. GUSTAVO A. ABREU20 Con el tiempo, esas asociaciones y esos clubes pasaron a manos de los directivos locales que para su mejor funcionamien­to adoptaron la forma legal más cómoda y económica que tuvieron a su alcance para organizarse y limitar su responsabilidad, e incluso eligieron diferentes nombres para identificarse. Es indiscutible que existe en el ser humano un sentimien­to de interés general, una arraigada idea del orden y de la conciliación en vista de per- seguir finalidades colectivas, pero también se debe reconocer que a medida que los clubes fueron desarrollándose y haciéndose más complejos, los fun- dadores de esos clubes encontraron en la constitución de personas jurídicas - asociaciones civiles sin fines de lucro, el modo de limitar sus responsabili- dades legales al capital de dicho emprendimien­to. Así se puede apreciar que Inglaterra adoptó la denominación «asocia- ción»: Football Association 8 ; Brasil, el de «confederación»: Confederación Brasileña de Fútbol; España, el de «federación»: Real Federación Española de Fútbol; y la Argentina, también «asociación»: Asociación del Fútbol Argentino, entre muchos otros ejemplos. No obstante dicha libertad, se estima que la denominación más precisa es la de «confederación», dado que las asociaciones nacionales, en su mayo- ría, están integradas por federaciones regionales, provinciales, zonales, auto- nómicas, o como se las quiera llamar, que organizan el fútbol en un ámbito territorial menor que el nacional. El término «asociación», sin ser inexacto, no revela por sí solo que se trata de una «reunión de asociaciones» y lo mismo cabe decir del término «federación» 9 . De todos modos y sea cual fuere la denominación que se le quiera dar, lo cierto es que toda la estructura deportiva nacional e internacional está asentada sobre asociaciones privadas que en su origen fueron creadas por sus fundadores con el fin de limitar la responsabilidad de los dirigentes y socios (al capital de la persona jurídica) y por lo sencillo y económico del procedimien­to para su obtención. 2.  EL DENOMINADO «ASOCIACIONISMO DEPORTIVO» Para comprender mejor la conformación de este entramado de asocia- ciones civiles de primer, segundo y tercer grado, deben tenerse en cuenta las tres grandes notas características sobre las que se asienta el deporte de competición en la mayoría de los países del mundo: la universalización, la internacionalización y la unificación de las reglas. 8  Inglaterra es la única asociación nacional que no lleva en su denominación el gentilicio o el nombre del país. 9  El término «federación», viene de foedus que significa ‘alianza’ y era empleado por los romanos para calificar a los pactos políticos de no agresión que celebraban con pueblos extranjeros vecinos.
  12. 12. EL FÚTBOL ARGENTINO 21 La universalización, intrínseca a la misma actividad deportiva, es un elemento indispensable para garantizar su subsistencia, y como dos ema- naciones o manifestaciones de esa cualidad aparecen, por un lado, la interna- cionalización de las competiciones y, por otro, la necesaria unificación de las reglas de aplicación 10 . El complejo entramado de reglamentaciones del fútbol, que en lo sus- tancial ha seguido esas notas características, ha ordenado la competición deportiva desde mediados del siglo xix hasta mediados del siglo xx sin que los estados nacionales se interesaran por intervenir, salvo contadas excepcio- nes, en la organización y regulación de los deportes. Podrían señalarse como excepciones los gobiernos totalitarios de Mus- solini, Hitler y los países comunistas, que utilizaron las manifestaciones deportivas como instrumentos para difundir sus ideologías políticas. En el caso concreto del fútbol, es conocida la manipulación de los campeonatos mundiales de 1934 y 1938 en que Mussolini no ahorró energías en presionar y hasta amenazar a los equipos que tuvieron que enfrentar al conjunto ita- liano. Pero sólo han sido unas pocas excepciones a la regla general. Cuando la actividad deportiva comenzó a tener una trascendencia social considerable, a partir de la segunda mitad del siglo xx, se inició una etapa de conflictos jurídicos entre un sistema originario y cerrado, como el orde- namien­to deportivo internacional, y las normas que los órganos legislativos de cada país comenzaron a sancionar para regular una serie de relaciones jurídicas novedosas que, por tocar derechos constitucionales de los depor- tistas y de las instituciones, merecían protección legislativa. A partir del caso «Eastham vs. Newcastle», en 1963, se sucedieron una serie de demandas en la justicia ordinaria en distintos países que pusieron de relieve la colisión entre ambos ordenamien­tos —el deportivo y el de cada uno los Estados soberanos—, y la imposibilidad de que uno de ellos se imponga definitivamente sobre el otro. Los casos «Heysel», «Olympique de Marsella», «Bosman» y «Deportivo La Coruña», entre otros, han demos- trado que la nota distintiva de dicha relación en la actualidad es la de la coexistencia y complementariedad. De todas formas, la máxima autoridad mundial del fútbol —la FIFA— siempre ha permitido que en cada país la competición deportiva se organice legalmente del modo en que el legislador autóctono considere más conve- niente. Así se pueden encontrar casos en que el Estado interviene fuerte- mente en la vida institucional de las federaciones, como Francia o España, y otros, como el de los Estados Unidos o el de la Argentina, donde la ley del deporte no establece ningún tipo de control para aquellas federaciones que organicen deportes profesionales. 10  Cfr. A. Camps i Povill, op. cit., pp. 26-27.
  13. 13. GUSTAVO A. ABREU22 3.  ORGANIZACIÓN JURÍDICA DE LAS ASOCIACIONES NACIONALES DE FÚTBOL EN EL PLANO INTERNACIONAL La FIFA, desde su fundación en 1904 11 , siempre ha respetado la libertad de los directivos de las asociaciones nacionales de elegir la forma jurídica que juzgaran más conveniente para organizarse como federación deportiva. Las doscientas nueve asociaciones miembro que la integran poseen estatu- tos y reglamentos compatibles con los de la federación madre, dado que sólo coincidiendo sustancialmente con sus objetivos y sus procedimien­tos se puede formar parte del sistema monopólico que ordena jurídicamente las relaciones entre todos los actores que practican fútbol oficial en nuestro planeta. Los estatutos de la FIFA establecen una serie de condiciones a aquellos países que deseen adquirir la calidad de miembro, que explican esta rela- ción de subordinación de las asociaciones nacionales respecto de la entidad madre: el art. 10 establece que «a la solicitud de calidad de miembro se adjuntan los estatutos legalmente válidos de la asociación, que deberán con- tener las siguientes disposiciones obligatorias: a) observar en todo momento los Estatutos, reglamentos y decisiones de la FIFA y de su confederación…». El sistema del monopolio en manos de la FIFA como base de la orga- nización se ha generado y consolidado naturalmente; sin perjuicio de ello, debe reconocerse que el principio de un único organizador en la estruc- tura deportiva clásica se fijó en el Congreso de Federaciones Internacionales celebrado en Lausanne, en 1921, donde se decidió que sólo existiera una federación nacional por deporte y se estableció el nombre de Federación como el más adecuado 12 . La naturaleza de la coacción que mantiene subordinadas a las asociacio- nes nacionales a una sola federación mundial hay que buscarla en la posición monopolística que ese ordenamien­to otorga a un «poder deportivo» que proyecta su imperio sobre la casi totalidad de las relaciones deportivas 13 . A medida que la importancia de este deporte crecía, se fue imponiendo en el desarrollo de la estructura federativa un mecanismo de reconocimien­to y prohibición, que hoy en día se encuentra expresamente regulado en los 11  En mayo de 1904 se fundó en París la FIFA, que entonces contaba con siete miembros: Francia, Bélgica, Dinamarca, Holanda, España (representada por el Madrid FC, el antecesor del Real Madrid), Suecia y Suiza. Esta noticia produjo inquietud en el Reino Unido, donde se veía con cierto recelo la creación de un organismo rector para un deporte cuyas reglas habían establecido los ingleses. Pero la incertidumbre desapareció enseguida. Daniel Burley Woolfall, quien había sido directivo de la FA, sustituyó al francés Robert Guérin como Presidente de la FIFA en 1906, el mismo año en que la FA se afilió. En 1913, la FIFA fue admitida como miembro del International Football Association Board (en adelante, IFAB). Cfr. FIFA.com, «Historia de las reglas de juego». 12  Cfr. A. Camps i Povill, op. cit., p. 215. 13  Cfr. G. Real Ferrer, op. cit., p. 122.
  14. 14. EL FÚTBOL ARGENTINO 23 Estatutos. Por ejemplo, el art. 83 de los Estatutos de la FIFA, denominado «Relaciones deportivas», establece lo siguiente: «1. Los jugadores y los equipos afiliados a los miembros de la FIFA o los miem- bros provisionales de las confederaciones no pueden, sin la autorización de la FIFA, dispu­tar partidos o mantener relaciones deportivas con jugadores o equipos no afi- liados a miembros de la FIFA o que no son miembros provisionales de las confe- deraciones. 2. Los miembros y sus clubes no pueden jugar en el territorio de otro miembro sin la aprobación de este último». 4.  EL RECONOCIMIEN­TO Y LA PROHIBICIÓN COMO SISTEMA El reconocimien­to como modo de mantener el monopolio consiste en que la FIFA sólo otorga su placet a una federación por país y, como corolario de esa concesión, a esa federación le prohíbe participar en competiciones no reconocidas por ella. La exclusividad, que en la práctica instituye un mono- polio en la organización del fútbol oficial de nuestro país, está regulada en el art. 2.2 del Estatuto de AFA: «La AFA para la consecución de sus fines puede confederarse con otras entida- des deportivas del país o del exterior; y exclusivamente ella ejerce la representación institucional y deportiva del fútbol argentino en cualquiera de sus modalidades ante el extranjero y especialmente ante la FIFA y la CSF. También podrá adquirir bienes y derechos como así también contraer obligaciones». Los Estatutos de la FIFA coincidentemente establecen en el art. 10 que «se reconocerá a una sola asociación por país…». La prohibición, que es el precio que hay que pagar por la representación única, se encuentra en todos los estatutos y reglamentos de las federaciones nacionales, y les impide a dichas representaciones participar en las compe- ticiones no reconocidas por la FIFA. El incumplimien­to de esta regla aca- rrea sanciones que van desde la suspensión hasta la expulsión del miembro transgresor. Los Estatutos de FIFA establecen en el art. 13 la obligación, bajo pena de sanción, de «participar en las competencias organizadas por la FIFA», exclusivamente. Este ordenamien­to no tiene su causa en otro ordenamien­to superior del que derive su legitimidad y necesite para imponer coactivamente sus reglas; tampoco su sostenimien­to depende de la autoridad de uno o más estados. No obstante ello, se observa que todas las disposiciones emanadas de la FIFA son acatadas e incorporadas por cada asociación nacional, si bien de modo informal, al ordenamien­to local de cada país. Así lo explica Cardenal Carro: «Las instituciones deportivas privadas, desde su origen, necesariamente de- bieron dotarse de una reglamentación, al tratarse de un fenómeno esencialmente
  15. 15. GUSTAVO A. ABREU24 jurídico […] Precisamente esa necesidad de unidad de reglas es la que da lugar al nacimien­to de toda la organización deportiva, del ordenamien­to deportivo en sentido institucional [Mirto, «Il sistema normativo dell’organizzazzione dello sport nell’ordinamento giuridico», RDS 1949, pág. 10]. De esta forma, es interesante considerar cómo la conocida fórmula romaniana ubi societas ibi ius se trasciende en el ámbito del Derecho deportivo; el derecho aquí es más que la propia organización societaria: el propio deporte es, en cierto sentido, Derecho» 14 . Bajo apercibimien­to de sanción, todas las asociaciones nacionales miembro se comprometen a observar los estatutos, los reglamentos, las dis- posiciones y decisiones de los órganos de FIFA, a participar en todas las competiciones organizadas por la FIFA, a pagar las cuotas correspondientes a su calidad de miembros, a hacer que sus propios miembros respeten los Estatutos, reglamentos, disposiciones y decisiones de los órganos de FIFA, a crear una comisión de árbitros directamente subordinada a la asociación miembro, a respetar las Reglas de Juego, a administrar sus asuntos de forma independiente y asegurarse de que no se produzca ninguna injerencia por parte de terceros en sus asuntos internos y a cumplir todas las obligaciones establecidas en los Estatutos y otros reglamentos. Existen tres clases de medidas que la Comisión Disciplinaria de la FIFA puede adoptar contra las personas físicas y jurídicas que la integran. Por un lado, hay cuatro sanciones comunes a ambos tipos de personas; ellas son: a) advertencia, b) reprensión, c) multa y d) anulación de premios. Por otro, existen seis sanciones específicas que se pueden disponer contra las personas físicas, ellas son: a) amonestación, b) expulsión, c) suspensión de partidos, d) prohibición de acceso a los vestuarios o al bando de suplentes, e) prohibición de acceso a los estadios, y f) prohibición de ejercer cualquier actividad en el fútbol. Y, finalmente, nueve son las sanciones específicas que se pueden adoptar contra las personas jurídicas: a) prohibición, b) jugar a puerta cerrada, c) jugar en terreno neutral, d) prohibición de jugar en un estadio determinado, e) anulación del resultado de un partido, f) exclusión, g) pérdida del partido por retirada o denuncia, h) deducción de puntos, e i) descenso a la categoría inferior 15 . De todas ellas, la más grave es la prohibición de ejercer cualquier acti- vidad en el fútbol, comúnmente conocida como «desafiliación». Con la amenaza de dicha sanción, la mayoría de las asociaciones miembros acatan obedientemente las reglamentaciones y decisiones de la federación madre y gradualmente se ha ido consolidando con el paso de los años un monopolio que ya ningún actor del fútbol organizado cuestiona. 14  Op. cit., p. 24. 15  Cfr. Arts. 13, 59.1, 59.2 y 59.3 de los Estatutos.
  16. 16. ÍNDICE AGRADECIMIENTOS ........................................................................... 9 PALABRAS PRELIMINARES DEL AUTOR ..................................... 11 INTRODUCCIÓN ................................................................................... 13 CAPÍTULO I.   LA ORGANIZACIÓN JURÍDICA DEL FÚTBOL A NIVEL NACIONAL ............................................ 17 1. .Origen de las Asociaciones Nacionales ......................................... 17 2. .El denominado «asociacionismo deportivo» ................................ 20 3. .Organización jurídica de las asociaciones nacionales .de fútbol en el plano internacional ................................................ 22 4. .El reconocimien­to y la prohibición como sistema ........................ 23 5. .Organización jurídica de la federación nacional .y su relación con la federación internacional ................................ 25 6. .El principio de no injerencia gubernamental, la libertad .de asociación y la delegación de funciones públicas .................... 26 7. .Los estados totalitarios y el comienzo de la intervención .estatal en las federaciones .............................................................. 28 8. .Relación entre el sistema internacional y los ordenamien­tos .jurídicos nacionales ........................................................................ 29 9. .Las federaciones nacionales y las ligas profesionales .................... 30 10. .Origen de las ligas profesionales en el fútbol ................................ 31 11. .Las ligas abiertas y las ligas cerradas ............................................. 32 12. .El sistema norteamericano del fútbol ............................................ 33 Pág.
  17. 17. GUSTAVO A. ABREU228 13. .El soccer es el quinto deporte en los Estados Unidos .................. 34 14. .Diferencias principales entre la MLS y las ligas .profesionales del resto del mundo ................................................. 35 15. .El sistema del «draft» .................................................................... 37 16. .Diferencias de la MLS con el resto de las ligas norteamericanas... 37 17. .Organización del campeonato ....................................................... 39 CAPÍTULO II.   LA ORGANIZACIÓN JURÍDICA DEL FÚTBOL EN LA ARGENTINA ............................................. 41 1. .El modelo formalmente liberal ...................................................... 41 2. .¿Cómo se organizan jurídicamente las competiciones .de fútbol en otros países? .............................................................. 42 3. .La Ley del deporte de la Argentina ............................................... 43 4. .Organización actual de la AFA ...................................................... 44 5. .La organización interna de la AFA ................................................ 46 6. .Un histórico problema del fútbol argentino. La competición .centralizada en muy pocas provincias ........................................... 47 7. .Breve evolución histórica de la competición ................................. 49 8. .La lenta e insuficiente integración de los clubes del interior .del país ............................................................................................ 50 9. .Cómo se organiza la competición en la Argentina ........................ 51 10. .Antecedentes de campeonatos con treinta o más equipos .en la Argentina ............................................................................... 52 11. .La posibles causas de la creación del «megacampeonato» ........... 53 12. .El campeonato de treinta equipos y la reforma del Estatuto ....... 55 13. .Categorías de la competición ......................................................... 56 14. .La Copa Argentina. Antecedentes históricos ................................ 57 15. .Las características principales de la FA Cup inglesa .................... 58 16. .La organización de la Copa Argentina .......................................... 59 17. .Análisis de los campeonatos .......................................................... 60 Pág.
  18. 18. EL FÚTBOL ARGENTINO 229 18. .Los campeonatos de la Primera División .hasta la reforma de 2014 ................................................................ 61 19. .El ascenso de los clubes directamente afiliados ............................ 63 20. .La excesiva concentración de clubes en una parte pequeña .del territorio nacional .................................................................... 64 21. .Los clubes indirectamente afiliados. El Consejo Federal ............. 65 22. .Las funciones del Consejo Federal ................................................ 67 23. .Las posibilidades de ascenso de los indirectamente afiliados ...... 69 24. .El sistema de ascenso de los indirectamente afiliados .................. 70 24.1. El Torneo del Interior .......................................................... 70 24.2. El Torneo Federal B ............................................................. 71 24.3. El Torneo Federal A ............................................................ 72 25. .Análisis ........................................................................................... 72 26. .Grondona y su relación con las ligas y clubes del interior ........... 73 27. .Los mecanismos de Grondona para mantener el centralismo ..... 75 28. .El reprochable papel del Consejo Federal .................................... 76 29. .Cómo se organiza el fútbol en Brasil ............................................. 78 30. .El campeonato Brasileirao ............................................................. 79 31. .Los campeonatos estaduales .......................................................... 81 32. .Comparación de los sistemas de competición de la Argentina .y Brasil ............................................................................................ 83 33. .El sistema eleccionario de la AFA y su relación .con la competición ......................................................................... 85 34. .Cómo se elige al Presidente en la FIFA......................................... 87 35. .El Código Electoral Modelo de la FIFA para las asociaciones .nacionales miembro ....................................................................... 89 36. .El sistema de elección del presidente en la Confederación .Sudamericana de Fútbol ................................................................ 91 37. .El sistema de elección de presidente de la Real Federación .Española de Fútbol ........................................................................ 92 Pág.
  19. 19. GUSTAVO A. ABREU230 38. .La organización de la Asociación del Fútbol Argentino .............. 93 39. .El sistema de elección del Presidente de la AFA. Los setenta .y cinco asambleístas ....................................................................... 94 40. .El procedimien­to para ser candidato ............................................ 96 41. .Los siete avales que debe reunir el candidato a Presidente .de la AFA ........................................................................................ 97 42. .¿Cómo debería la AFA elegir su Presidente si respetara .los derechos constitucionales de los clubes afiliados? .................. 98 43. .Los «cinco grandes» del voto calificado ....................................... 100 44. .¿Cumple la AFA con lo preceptuado por el Código Electoral .de la FIFA? ..................................................................................... 102 CAPÍTULO III.   HISTORIA DE LOS CAMPEONATOS DE LA AFA INGLESA Y DEL FÚTBOL DEL INTERIOR DEL PAÍS.... 105 1. .La fundación de la AFA ................................................................. 106 2. .El primer presidente británico de la AFA ..................................... 106 3. .La afiliación a la Football Association de Inglaterra .................... 108 4. .Los primeros campeonatos de primera división ........................... 110 5. .Los campeonatos de la segunda división ...................................... 111 6. .La primera competición internacional .......................................... 111 7. .El primer intento de regular el amateurismo de la competición ... 113 8. .Alumni, el símbolo del fútbol amateur ......................................... 114 9. .El primer partido entre selecciones nacionales .de la Argentina y Uruguay ............................................................. 115 10. .La supremacía de Alumni .............................................................. 116 11. .La visita del Southampton ............................................................. 118 12. .El idioma español en la Argentine Football Association .y los cambios de valores deportivos .............................................. 119 13. .La visita del Nottingham Forest .................................................... 121 14. .El primer club «argentino» del país .............................................. 122 15. .La AFA consigue la personería jurídica ........................................ 123 Pág.
  20. 20. EL FÚTBOL ARGENTINO 231 16. .El primer campeonato con ascenso y descenso de clubes .en al amateurismo .......................................................................... 124 17. .Aparece otra entidad con intenciones de organizar .campeonatos de fútbol ................................................................... 125 18. .La visita de los equipos profesionales ingleses Everton .y Tottenham Hotspurs. Una costumbre británica ........................ 126 19. .El primer campeonato sudamericano de seleccionados .nacionales ....................................................................................... 127 20. .El ascenso de Racing y la disolución de Alumni ........................... 128 21. .La irrelevante intervención de la política nacional .en el período «británico» 1893-1912 ............................................ 129 22. .El polémico protagonismo del Presidente Roca en el clásico .Argentina-Brasil ............................................................................. 131 23. .Reflexiones sobre el período de la AFA «inglesa» ........................ 132 24. .Los campeonatos del fútbol argentino del interior del país ......... 134 25. .El campeonato argentino Dr. Adrián Beccar Varela ..................... 134 26. .Comienzan las dificultades económicas. Se crea .el Consejo Federal .......................................................................... 136 27. .Cesa la participación de los equipos del fútbol .de Buenos Aires en 1942 ............................................................... 137 28. .La primera intervención formal del Gobierno nacional .en la AFA luego del golpe de Estado de 1955 .............................. 138 29. .Las primeras críticas oficiales al centralismo de la AFA ............... 140 30. .Una nueva intervención en la AFA tras el golpe .de Estado de 1966. La creación del Campeonato Nacional ......... 140 31. .La «normalización de la AFA». El golpe de Estado de 1976 ....... 142 32. .El retorno de la democracia ........................................................... 144 33. .Persisten los reclamos de mayor participación de las ligas .del interior ...................................................................................... 145 34. .La desaparición del Campeonato Argentino .Dr. Adrián Beccar Varela ............................................................... 146 35. .El fútbol de la AFA, el denominado «fútbol grande» .................. 147 Pág.
  21. 21. GUSTAVO A. ABREU232 36. .La primera escisión de la AFA ...................................................... 148 37. .Experiencias inéditas en el fútbol de Buenos Aires. .Las ligas no oficiales ....................................................................... 149 38. .La experiencia similar de Gran Bretaña ........................................ 150 39. .La transición o «criollización». El paso del modelo británico .al modelo argentino ....................................................................... 152 40. .La crisis y consolidación del fenómeno federativo «criollo». .La primera escisión: 1912-1915 ..................................................... 154 41. .La segunda escisión: 1919-1926 .................................................... 155 42. .La primera intervención de un presidente de la Nación .en el fútbol argentino ..................................................................... 156 43. .El desorden en las competiciones. Una característica .de esta época .................................................................................. 157 44. .La costumbre del Gobierno nacional de intervenir en la AFA .... 158 45. .La intervención del primer Presidente de facto Uriburu ............. 159 46. .La tercera y última escisión: 1931-1934. El comienzo .del profesionalismo ........................................................................ 161 47. .La construcción de estadios de fútbol .con financiamien­to estatal ............................................................. 162 48. .Eduardo Sánchez Terrero y los «cinco grandes» .del fútbol argentino ....................................................................... 164 49. .La falta de transparencia en la AFA .............................................. 166 50. .Las presidencias de Escobar, Castillo y Matienzo ........................ 167 51. .La presidencia del General Ávalos y el 17 de octubre de 1945.... 169 52. .La presidencia de Canaveri ............................................................ 170 53. .Posibles efectos de la política deportiva de Perón .sobre el fútbol ................................................................................ 171 54. .Las consecuencias directas de la política deportiva ...................... 172 55. .La presidencia de Nicolini, la huelga de 1948 y el .reconocimien­to del Sindicato de futbolistas (1947-1949) ............ 174 Pág.
  22. 22. EL FÚTBOL ARGENTINO 233 56. .El éxodo masivo de los jugadores profesionales ........................... 176 57. .Presidencias de Giardulli, Valentín Suárez, Peluffo .y Conditti (1949-1955) ................................................................... 177 58. .El comienzo de las intervenciones institucionales formales. .La presidencia de Bullrich ............................................................. 179 59. .La presidencia de Colombo ........................................................... 180 60. .La presidencia de Perette .............................................................. 182 61. .Los interventores del General Onganía ........................................ 183 62. .El Campeonato Nacional, la invención de Valentín Suárez .en 1967 ........................................................................................... 184 63. .La creación del Campeonato Nacional ......................................... 186 64. .La supuesta apertura al fútbol del interior del país .y la búsqueda de una solución a los problemas económicos ........ 187 65. .Las consecuencias deportivas de la creación .de los campeonatos Nacional y Metropolitano ............................. 189 66. .Las ideas de Valentín Suárez ......................................................... 190 67. .El nombramien­to de Ramos Ruiz al frente de la AFA .................. 191 68. .Las presidencias de Porri, Ferrari y Oneto Gaona ....................... 191 69. .Las permanentes injerencias del Poder Ejecutivo Nacional .en la elección de los presidentes de la AFA .................................. 192 70. .La «normalización» de la AFA. La mano de López Rega ............ 194 71. .La renuncia de Mitjans .................................................................. 196 72. .El golpe militar de 1976. El fútbol para la Marina ....................... 198 73. .El Almirante Lacoste toma el control ........................................... 199 74. .Las «elecciones» para presidente de la AFA. La presidencia .de Cantilo ....................................................................................... 200 75. .La elección de Grondona .............................................................. 202 76. .El fin de la «era Grondona» .......................................................... 204 77. .La elección de Segura hasta 2015 .................................................. 205 Pág.
  23. 23. GUSTAVO A. ABREU234 CAPÍTULO IV.   REFLEXIONES CRÍTICAS SOBRE LA ORGANIZACIÓN DEL FÚTBOL DE LA ARGENTINA ........... 207 1. .Conclusiones .................................................................................. 207 2. .Crítica al sistema eleccionario. La inconstitucionalidad .del Estatuto de la AFA ................................................................... 208 3. .La AFA incumple con el Código Electoral Modelo de la FIFA ... 209 4. .El voto calificado ........................................................................... 211 5. .Crítica a los campeonatos .............................................................. 212 6. .Las consecuencias negativas en la detección .y formación de talentos .................................................................. 214 7. .El sistema de ascensos y descensos profundiza las diferencias .entre los clubes directa e indirectamente afiliados ....................... 215 8. .Relación entre los privilegios de los directamente afiliados .y el sistema de elección de las autoridades de la AFA .................. 217 9. .Propuestas de reformas .................................................................. 218 BIBLIOGRAFÍA ..................................................................................... 221 Pág.

×