Successfully reported this slideshow.
We use your LinkedIn profile and activity data to personalize ads and to show you more relevant ads. You can change your ad preferences anytime.

Analizar un poema

2,267 views

Published on

Explicación para aprender a analizar bien un poema

Published in: Education
  • Be the first to comment

  • Be the first to like this

Analizar un poema

  1. 1. Analizar un poema Vamos a centrarnos en la métrica
  2. 2. La métrica La métrica es una característica de los textos en verso que lo identifican y diferencian. Un verso es cada una de las líneas de un poema. Una estrofa es un conjunto de versos con unas características de rima y métrica fijas. Un poema es el texto complete escrito en verso. La rima es la repetición de sonidos a partir de la última vocal tónica en un verso: - Si se repiten solo las vocals, se denomina rima asonante - Si se repiten todas las letras, se denomina rima consonante
  3. 3. Peculiaridades en la métrica Lo primero que hay que hacer es contar las sílabas de cada uno de los versos. Teniendo en cuenta algunas peculiaridades que lo diferencian de la prosa: * Si el verso acaba en palabra aguda, sumaremos una sílaba la medida del mismo. * Si el verso acaba en palabra esdrújula, restaremos una sílaba a la medida del mismo.
  4. 4. Peculiaridades en la métrica Lo primero que hay que hacer es contar las sílabas de cada uno de los versos. * Cuando una palabra termina en vocal y la siguiente comienza también por vocal, se unen en una única sílaba de medida. A esto lo llamamos sinalefa. * Cuando en la suma de sílabas, una de estas sinalefas debe romperse para que haya igualdad en la medida de los versos, lo llamamos dialefa. * Cuando hay una palabra con diptongo y el autor quiere romperlo por efecto fonético, se puede marcar con una diéresis, que oblige a contar dos sílabas diferentes. * El caso contario (que haya un hiato y el autor necesite una sílaba menos), se denomina sinéresis y se suele hacer cambiando la grafía de una de las letras de este hiato por una más suave.
  5. 5. Un caso práctico Vamos a analizar: Lápices al centro
  6. 6. Sépase, pues ya no puedo Levantarme ni caer Que al menos puedo tener Perdido a Fortuna el miedo (Conde de Villamediana, s. XVII)
  7. 7. Versos según su número de sílabas arte menor arte mayor De 2 sílabas: bisílabo de 9 sílabas: eneasílabo de 3 sílabas: trisílabo de 10 sílabas: decasílabo de 4 sílabas: tetrasílabo de 11 sílabas: endecasílabo de 5 sílabas: pentasílabo de 12 sílabas: dodecasílabo de 6 sílabas: hexasílabo de 13 sílabas: tridecasílabo de 7 sílabas: heptasílabo de 14 sílabas: alejandrino de 8 sílabas: octosílabo de 15 sílabas: pentadecasílabo de 16 sílabas: octonario
  8. 8. Estrofas según número de versos - Pareado Son dos versos que riman entre sí. Normalmente la rima es consonante. Pueden ser de arte mayor o menor; incluso pueden formarse con un verso de arte mayor y otro de arte menor: Sin haberlo deseado (8 a) Me ha salido un pareado (8 a) 10 A Cendal flotante de leve bruma, 10 A rizada cinta de blanca espuma 5 b rumor sonoro 5 b del arpa de oro, 10 C beso del aura, onda de luz; 5 c eso eres tú. (Gustavo Adolfo Bécquer)
  9. 9. Estrofas resumen Nombre Versos Tipo arte Tipo rima Esquema rima Pareado 2 menor/mayor consonante AA o aa Terceto 4 Mayor Consonante A - A Terceto encadenado 4 Mayor Consonante ABA BCB CDC … Redondilla 4 Menor Consonante a b b a Cuarteta 4 Menor Consonante a b a b Copla 4 Menor Asonante - a - a Cuarteto 4 Mayor Consonante A B B A Serventesio 4 Mayor Consonante A B A B
  10. 10. Estrofas resumen Nombre Versos Tipo arte Tipo rima Esquema rima Sextilla 6 Menor Consonante aab aab / abc abc Octava real 8 Mayor Consonante ABAB ABCC Octavilla aguda 8 Menor Consonante - a a b’ – c c b’ Soneto 14 Mayor consonante ABBA ABBA CDC DCD
  11. 11. Ejercicios prácticos Vamos a pensar… Lápices al centro
  12. 12. La primavera ha venido Nadie sabe cómo ha sido Llamé al cielo, y no me oyó, y pues sus puertas me cierra, de mis pasos en la tierra responda el cielo, no yo. Todo pasa y todo queda; pero lo nuestro es pasar, pasar haciendo caminos, caminos sobre la mar. Mi infancia son recuerdos de un patio de Sevilla, y un huerto claro donde madura el limonero; mi juventud, veinte años en tierras de Castilla; mi historia, algunos casos que recordar no quiero.
  13. 13. A un panal de rica miel dos mil moscas acudieron, que por golosas murieron presas de patas en él. Otra dentro de un pastel enterró su golosina. Así, si bien se examina, los humanos corazones perecen en las prisiones del vicio que los domina. Caminante, son tus huellas el camino y nada más; Caminante, no hay camino, se hace camino al andar. Al andar se hace el camino, y al volver la vista atrás se ve la senda que nunca se ha de volver a pisar. Caminante no hay camino sino estelas en la mar. Admiróse un portugués de ver que en su tierna infancia todos los niños en Francia supiesen hablar francés. «Arte diabólica es», dijo, torciendo el mostacho, «que para hablar en gabacho un fidalgo en Portugal llega a viejo, y lo habla mal; y aquí lo parla un muchacho».

×