Curso Inteligencia Emocional para emprendedores DE : ::::::::::

1,033 views

Published on

Published in: Technology, Business
0 Comments
0 Likes
Statistics
Notes
  • Be the first to comment

  • Be the first to like this

No Downloads
Views
Total views
1,033
On SlideShare
0
From Embeds
0
Number of Embeds
2
Actions
Shares
0
Downloads
29
Comments
0
Likes
0
Embeds 0
No embeds

No notes for slide

Curso Inteligencia Emocional para emprendedores DE : ::::::::::

  1. 1. Inteligencia Emocional Para Emprendedores Etapa 1 Página 1 Descargar Audio de Esta Etapa Aquí Introducción Cambiar significa modificar algo en pos de una mejora. Hay cambios que son perjudiciales, tales como los derivados de un accidente o desastre, ajenos a nuestra voluntad. Pero los cambios que nosotros podemos generar buscan mejorar nuestra situación, al menos que padezcamos de alguna alteración mental. Si tú aceptaste inscribirte en este curso es porque eres una persona con inquietudes, con aspiraciones de superación y, por tanto, muy sana mentalmente. Desde antiguo se ha dicho el "que siembra vientos cosecha tempestades" y otros pensamientos que se refieren a los efectos que cada uno puede generar en beneficio o perjuicio de su propia vida. Es cosa de perspectivas. Si nos ponemos en una actitud positiva, constructiva, "en buena onda", lo más probable es que nuestras vidas se tiñan de positividad y nos vaya muy bien y seamos exitosos y satisfechos de nosotros mismos. El efecto contrario es tan obvio y conocido que no vale la pena comentarlo. Ahora bien, esto no es gratis. Tenemos que trabajar, auto disciplinarnos, proponernos metas, etc. Los demás nada pueden hacer por nosotros en este sentido. Si no estamos decididos a provocar el cambio, ahí mismo nos quedaremos. Le echaremos la culpa a otros, a la mala suerte o al destino de nuestra mediocridad. Por eso este curso está dedicado a los emprendedores, gente como tú, que están decididos a tomar el mando de la vida y a no dejarse abatir por las dificultades. Aquí encontrarás pautas o sugerencias, pero no recetas impositivas que se contradicen con la actitud emprendedora, que prefiere la holgura de la libertad. Etapa 1 Página 2 Construyendo una nueva casa
  2. 2. Este curso pretende ayudarte a que asumas tu vida en tus propias manos y aceptes el desafío de una vida mejor, de un destino trascendente gracias a tu propia voluntad. Se te propondrán algunos pequeños ejercicios, aparentemente triviales, que te irán desarrollando pequeños hábitos, que poco a poco te habilitarán para ir escalando otros niveles de reflexión que te llevarán a desarrollar tu vida tal como tú la deseas. Obviamente mucho mejor. Te voy a preguntar algo, tal vez insólito, ¿viste la película "Construyendo la Vida"? No te preocupes si no la viste. Desde el aspecto cinematográfico fue mal criticada. Pero a mi me sirvió y te la comento brevemente. Se trata de un arquitecto, de mediana edad, separado de su mujer, con problemas con su hijo mayor. Vive solo en una vieja casa, en muy mal estado, que heredó de su padre. Lo más rescatable de dicha casa es su hermoso emplazamiento, al borde de un acantilado, frente al mar. Así corre su rutina de vida, hasta que se entera que padece una enfermedad y que sólo le quedan unos cuatro meses de vida. Casi simultáneamente, lo despiden de su trabajo. Frente a esa inevitable situación él se propone realizar un proyecto que nunca antes había logrado desarrollar. Decide construir una nueva casa y para ello derriba la antigua y maltrecha casa paterna, de manera que sólo queda el terreno absolutamente despejado. Y desde ahí comienza la nueva construcción, la cual resulta ser una hermosa vivienda. Lo destacable en esta historia es la reacción de su familia frente a la nueva actitud del arquitecto. Poco a poco se va creando un ambiente de aproximación, de solidaridad y colaboración espontánea. Su ex mujer le colabora llevándole alimentos e incluso, participa en algunas tareas de la construcción. El hijo adolescente empieza a cambiar su posición de rebeldía y también le colabora. En resumen, se genera una bella atmósfera familiar y de amistades que hacen posible que se termine la nueva casa dentro del plazo previsto. él muere, como se le había pronosticado, pero rodeado del cariño en torno a un sueño hecho . La película recién comentada nos permite forjar imágenes que ilustren las finalidades de este curso. La vida también puede reconstruírse. De hecho, la vamos construyendo día a día con nuestros actos, actitudes, omisiones, errores, etcétera. Producto de dicho proceso podemos lograr una vida satisfactoria o bien un proyecto inconcluso o imperfecto. Este curso pretende otorgar las herramientas para diagnosticar la calidad de vida que hemos logrado construir hasta este momento y rectificar lo que no nos deje satisfechos. Es decir, podemos demoler lo antiguo y construir una vida mucho más satisfactoria.
  3. 3. Te invitamos a que descubras esas herramientas y las apliques con entusiasmo en la construcción de una obra de máxima calidad. Etapa 1 Página 3 Nuestro método Hace más de 20 años descubrí que tratar de enseñar algo a alguien tenía más posibilidades de producir frustraciones que logros concretos. Particularmente esto se aplica a materias vinculadas con el comportamiento humano. Constaté, como ejemplo, que cursos de capacitación, muy bien planeados y realizados con un gran esfuerzo, no siempre daban resultados, en cuanto a cambios conductuales. Aparentemente, los conceptos intelectuales quedaban claros pero los participantes en los cursos no variaban sus conductas en la realidad, aun sabiendo y comprendiendo que no eran las correctas. En algunas oportunidades me correspondió volver a la misma empresa, durante dos o tres años seguidos, para desarrollar un programa de capacitación para supervisores. Se suponía que estas personas volverían a sus tareas con criterios de dirección más adecuados, aplicando las técnicas aprendidas en los cursos. El desengaño apareció cuando los alumnos de los segundos o terceros grupos se quejaban de que sus jefes -que ya habían pasado por el mismo entrenamiento- distaban muchísimo de los modelos ideales que mostraban los cursos y las modas imperantes en la administración de empresas. Fue frustrante comprobar que esos criticados jefes en nada habían cambiado sus erradas rutinas, a pesar de haber aclarado y discutido la necesidad de su innovación para el bien de la empresa y de los propios supervisores, ateniéndose a las exigencias de la evolución. Como veremos más adelante, les faltaba desarrollar otras habilidades, más allá de lo meramente intelectual. Producto de esta observación, decidí empezar mis cursos con un entrenamiento previo, al margen de la temática de cada uno de ellos. Este entrenamiento consiste en desarrollar ciertas habilidades prácticas que permitan autopercibir los propios estados de ánimo, criterios, actitudes, etcétera, de manera de evaluar, de paso, los efectos que esos factores puedan tener sobre nuestras relaciones y eficacia personal. Pero también pensé que es indispensable, para alcanzar cualquier cambio, la presencia de una actitud positiva frente a ese cambio y a la vida en general. Por eso, dentro de esas habilidades prácticas incluí la inculcación de una mentalidad positiva, como requisito para la automotivación y para el éxito. Luego, y dada la condición gregaria del ser humano, consideré la necesidad de desarrollar la percepción y comprensión de las perspectivas y características peculiares de las personas que interactúan con nosotros.
  4. 4. Derivada de esta percepción aparece la habilidad para plantear nuestras relaciones con inteligencia y con el criterio adecuado a las características diferenciadoras del interlocutor y de sus factores circunstanciales sin limitar, al mismo tiempo, nuestra propia necesidad de expresión Todo lo anterior lo grafiqué en una supuesta fórmula del "éxito", de la "felicidad", del "logro", de la "realización" o como se la quiera llamar, tal como lo señalo a continuación: Etapa 1 Página 4 AMP + AP + E x A = éXITO, LOGRO, REALIZACION, FELICIDAD ... AMP corresponde a la actitud mental positiva AP es autopercatación E x A sería empatía potenciada por la asertividad Donde AMP, corresponde a la actitud mental positiva, elemento escaso en nuestra cultura ya que corrientemente tendemos a enfatizar lo negativo, disposición inconsciente que algunas veces frena nuestros mejores proyectos. No es raro que nuestras conversaciones delaten un enfoque negativo, tanto acerca de cosas triviales como frente a la vida toda. Es obvio que con la negatividad poco podemos lograr, ya que el germen del fracaso anida en ese tipo de actitudes. Un pariente mío tiene una frase que usa cuando pretende empezar algún proyecto. Dice: lo voy a intentar, pero sé que me va a ir mal. Usted comprenderá que lo más probable es que su profecía se cumpla tal como él la plantea y se mantenga en una rutina de mediocridad y de ineficacia.
  5. 5. Al margen de este efecto de inoperancia, y tal como lo he planteado en otro de mis libros, lo negativo afecta incluso nuestra salud física y, sobre todo, la mental. En cambio, la actitud mental positiva genera la secreción de hormonas muy estimulantes en esos dos aspectos, generando un estado de bienestar físico y psicológico. Esta situación se ha comprobado científicamente con el siguiente experimento. A un grupo de jóvenes universitarios se los invitó a presenciar una película. Antes de ingresar a la sala de proyección se les sacó a cada uno una muestra de sangre. Luego de vista la película - que por lo demás trataba un tema muy positivo y altruista - se les sacó una segunda muestra para ser cotejada con la anterior. De ese modo se constató que el estado mental positivo que produjo la película en los jóvenes hizo que su sistema hormonal secretara una suficiente cantidad de endorfinas, con las consiguientes sensaciones ya mencionadas. En resumen, nuestra calidad de vida, el logro de nuestras metas, nuestra salud, etcétera, pasa por nuestra decisión de dirigir la mente hacia lo positivo. Es cierto que hay circunstancias en que todo se ve negro, pero aun en esos casos, los que han sido capaces de mantener en alto su espíritu han soportado las más increíbles pruebas y finalmente han salido airosos. Qué más negativo que los campos de concentración nazi, pero hay testimonios que prueban que hubo muchos que se salvaron gracias a que nunca cerraron puertas ni ventanas a la luz de la esperanza. Entonces, se trata de una decisión personal: elegir la felicidad o la desgracia. Tratando este tema, les pido a mis alumnos que levante la mano el que desea ser desgraciado. Obviamente nadie la levanta y eso es lo que se espera, salvo en una oportunidad en que uno, estando muy distraído, alzó su mano para formular una consulta sobre un tema anterior sobre el que mantenía unas dudas, pero levantó la mano en el momento menos oportuno. Usted podrá imaginar muy bien las bromas que le hicieron sus compañeros considerando que se había
  6. 6. matriculado para un curso de inteligencia emocional que tenía por objetivo potenciar sus habilidades trabajando sobre su autoestima... Etapa 1 Página 5 Autopercatación (AP) Pero, para alcanzar una mentalidad positiva precisamos un gran esfuerzo. Tenemos que romper los poderosos lazos que nos atan a los condicionamientos sociales que nos han hecho adictos a la actitud negativa. Nuestro inconsciente ha registrado muy tempranamente - quizás desde que éramos un feto - un modelo familiar y social para encarar la vida desde una perspectiva, preferentemente, desde el lado negativo de las cosas o circunstancias. Por eso la fórmula contempla el elemento AP, que está representando la necesidad de desarrollar nuestra capacidad de autopercatación. La autopercatación, no es otra cosa que alcanzar un mejor estado de alerta respecto de nuestras actitudes, posturas, expresiones, etcétera. Normalmente vamos cayendo imperceptiblemente en un estado semi sonambúlico, producto de que nuestros actos siguen rutinas a las que nos acostumbramos y repetimos perdiendo, paulatinamente, grados de conciencia de dichos actos. Así, nuestra conducta escapa de los controles que la prudencia, o los valores o creencias que pretendemos sustentar, generándose la discordancia entre los que decimos asumir y lo que realmente se expresa en nuestros actos, dichos o actitudes. Para graficar esta pérdida de conciencia, realizo con mis alumnos el siguiente ejercicio. Los hago repetir una palabra durante unos 25 ó 30 segundos. De pronto, sin previo aviso, les formulo una pregunta que tiene una lejana relación con la palabra repetida. Invariablemente la respuesta está condicionada a lo que ellos han estado repitiendo, aunque el significado resulte ridículo. Algunos perciben muy pronto la trampa en que han caído pero hay otros que es preciso explicarles la barbaridad que han dicho. ¡Tan fuerte es el sueño que produce la rutina! Etapa 1 Página 6 Empatía potenciada por la Asertividad E x A
  7. 7. El factor E x A, corresponde a la empatía potenciada por la asertividad. Ya dijimos que nuestra condición de seres gregarios nos impone la obligación de cuidar nuestras relaciones con los que nos rodean, requisito indispensable para desenvolver nuestra vida en óptimas condiciones. La empatía no es otra cosa que ponernos en la perspectiva del otro, haciendo uso de una facultad humana muy restringida en estos tiempos de televisión: la imaginación. Tenemos que imaginarnos lo que está en la mente, en el corazón, en el punto de vista de otro, que es distinto a nosotros, que viene de otra cultura, que es de otro sexo, que puede estar sufriendo frustraciones, angustias, etcétera. En suma, es un esfuerzo imaginativo, pero sobre todo de buena voluntad. Pero, para que la empatía alcance un resultado práctico debiéramos atender el cómo nos comunicamos con aquellos que estamos empatizando. Si descuidamos este aspecto podemos generar frustraciones, tensiones y hasta conflictos indeseados. Por ello debemos recurrir a la asertividad al plantear nuestras relaciones con los demás. Tenemos que considerar todo lo que la empatía nos proporciona respecto a una persona y adecuar nuestro vocabulario, nuestro tono de voz, nuestras actitudes a esas circunstancias particulares. Obviamente, no se trata de dejar de lado nuestras propias perspectivas pero sí de establecer un nexo expedito que, asumiendo las diferencias, nos proporcione un acercamiento de mutua conveniencia. La idea es que podamos expresar nuestros pensamientos y sentimientos con total franqueza, pero respetando, al mismo tiempo, los del otro. No puedo dejar de recordar aquí una anécdota que ha resultado muy útil al momento de explicar el concepto de la asertividad, como lo han hecho ya algunos de mis colegas. Un buen día, después de veinte años de matrimonio, mi tía María se dispuso a servir a su marido la consabida cazuela dominical. Solícita, le eligió su presa favorita: el cogote de la gallina. Así lo hacía desde aquel lejano día en que vino por primera vez a visitarla a la casa de sus padres. Con gran sobresalto percibe que su marido enrojece y grita exacerbado: -¡Hasta cuándo me sirves el cogote! A lo que mi sorprendida y frustrada tía responde:
  8. 8. -Pero si el primer día que fuiste a mi casa cuando, por distracción, te serví el cogote me dijiste que estaba bien, que te encantaba esa presa y nunca jamás manifestaste lo contrario. Lo relatado es un caso real y ejemplifica un mal hábito muy generalizado entre nosotros. Por no causar una supuesta mala impresión, por no ofender o herir susceptibilidades, por temor al ridículo o por cualquiera otra causa, no decimos todo lo que queremos decir. Lo que es peor, damos opiniones totalmente contrarias a lo que realmente pensamos. Tal como le sucedió a mi tío Rafael, por no dar una mala imagen, por agradar o lo que fuera, dijo que le gustaba el cogote, sin que ello fuera verdadero. Esa falta de franqueza le costó una "condena de veinte años y un día a cogote forzado". Por cierto que fue comprensible su explosión después de tan prolongado tormento. Tenemos, entonces, que el concepto que encierra la palabra asertividad se refiere, entre otras cosas, al hecho de poder decir o afirmar algo, tal como uno lo siente, sin quedarse con la sensación de no haber expresado todo lo que se piensa o estima. Pero esta expresión de ideas o sentimientos, libre y completa debe cumplir ciertos requisitos. No se trata de arrojar sobre el otro todas nuestras opiniones, sin considerar sus características personales, tales como su mayor o menor sensibilidad, sus inseguridades, su cultura, su edad, etcétera. Por cierto que nosotros, al estar manifestando con toda claridad lo que pensamos, sin ocultar o desfigurar nada, nos sentimos aliviados y satisfechos en nuestra autoestima. Pero, por justicia o equidad, también debemos respetar la de nuestro interlocutor. Pienso que lo más sano es expresarnos completamente, sin dejar residuos al interior de nuestra mente y corazón. Se trata de una reculturización que nos habilite para expresar todo lo que pensamos o sentimos, sin que nada se nos quede atascado. Todo se puede decir y manifestar dependiendo del cómo, del cuándo y del dónde es conveniente hacerlo. Pero, insistiendo en la debida consideración de los cómo, cuándo y dónde que respeten la autoestima y personalidad de quien dialoga con uno. Etapa 1 Página 7 Daniel Goleman, autor de Inteligencia Emocional El concepto de "Inteligencia Emocional" se refiere a un conjunto de habilidades sociales que buscan un buen ambiente de logro y de realización a través del manejo de las propias emociones, del
  9. 9. reconocimiento de las de los demás y, derivado de ello, el establecimiento de relaciones constructivas y exitosas. De hecho, ateniéndonos solo a las cinco esferas básicas de inteligencia emocional que cita el libro de Daniel Goleman, podemos interrelacionar ambos esquemas conceptuales. El primer factor de nuestra "fórmula", la actitud mental positiva, es un requisito esencial para la propia motivación, "para ordenar las emociones al servicio de un objetivo" . Con una actitud positiva, baja nuestro nivel de agresividad, podemos postergar la gratificación, mantener las esperanzas, recuperarnos de los reveses, aumentar nuestra creatividad y flexibilidad. Por lo mismo, vemos y abordamos la vida con más alegría y mayor eficacia. Hacemos propicia la aparición del efecto "Pigmalión" (1) , formándose en nuestra mente imágenes que guían y estimulan nuestra acción hacia el logro. Pero un logro que se alcance con alegría y con la tranquilidad de no herir sensibilidades de otros. Al respecto, les recomiendo a mis alumnos que al comenzar el día revisen sus actitudes. Es posible que en esos primeros momentos percibamos cierta angustia o preocupación, quizás vaga, pero que no nos facilita una partida positiva. Eso es natural. El inconsciente percibe lo que nos espera durante la jornada que comienza y pone en alerta al sistema nervioso, especialmente cuando existen situaciones conflictivas, casos y problemas no resueltos. Al representarse en la mente inconsciente todas esas tensiones, incluso al estar dormida la persona, se producen con cierta frecuencia infartos de amanecida. Por eso es conveniente, antes del descanso nocturno, dejar un plan de acción claro y preciso, una agenda ordenada para enfrentar eficazmente el nuevo día. Al despertar habrá una mente más alerta, más tranquila y optimista. Seguramente los problemas se abordarán exitosamente, de uno en uno. Por último, tomarán una apariencia más real, más manejables y menos amenazantes que los fantasmas de la indefinición. La autopercatación, nuestro segundo elemento, coincide con el conocimiento de las propias emociones . Este es un factor de vital importancia ya que el solo hecho de percibir que estamos tensos o sufriendo alguna angustia puede generar comportamientos auto correctivos espontáneos. Juan, alumno de uno de mis cursos, supervisor de una empresa de estiba de barcos, al regresar a su hogar -después de una agotadora jornada- hizo su ejercicio de autopercatación y percibió que iba demasiado tenso. El ya conocía esa rutina: traspasando el umbral de su puerta, vendría la descarga de sus angustias contra su mujer y su pequeña hijita, con los consabidos llantos y la generación de nuevas angustias. En esta oportunidad, al percibir su estado tensional y representarse las escenas antes descritas, abrió la
  10. 10. puerta de su casa ya con una actitud diametralmente opuesta a las anteriores, con su rostro adornado con una cálida sonrisa, lo que fue rápidamente percibido por su esposa y su pequeña. Ambas se le abrazaron constituyendo un nudo amoroso, terminando los tres en un b año de lágrimas, pero ahora lágrimas de felicidad. Estaban descubriendo y disfrutando la Inteligencia Emocional. Es así como la autopercatación también lleva al manejo de las emociones de un modo bastante eficaz y rápidamente. Más adelante veremos que las reacciones temperamentales y de carácter son muy difíciles de controlar. Pero como lo apreciamos en el caso recién relatado, si la persona es capaz de observarse a sí misma, con oportunidad, puede evitar enfrentamientos y situaciones conflictivas y de ese modo lograr una mejor calidad de vida. Continuando con la "fórmula del éxito", podemos colegir que -gracias a la empatía satisfacemos el requisito de la cuarta esfera del reconocer emociones en los demás. Es así como podemos manejar las relaciones con las personas que nos corresponda convivir, con la eficacia propia de quien se esfuerza por desarrollar las habilidades que caracterizan a la Inteligencia Emocional. Finalmente, debo asumir que habrá muchos autores, profesores, guías y semejantes, que a lo largo de su experiencia han creado esquemas conductuales que buscan una "vida buena", sin conflictos agraviantes y desgastadores, con el disfrute de lo bello, de lo sano y, sobre todo, con una convivencia gratificante y constructiva. Asimismo, tenemos que reconocer el mérito de quienes han elaborado y difundido el concepto de la inteligencia emocional ya que han proporcionado pautas prácticas para la instauración de una era del mutuo entendimiento y han puesto en el tapete del interés mundial una inquietud, que si bien es cierto es antigua, no siempre ha sido bien considerada, como lo veremos en el siguiente capítulo. (1)Según la mitología griega, Pigmalión era un rey chipriota que tomó un bloque de piedra que estaba entre los desechos y comenzó a esculpir la estatua de una mujer. Cada día se dedicaba a la estatua un cierto tiempo y poco a poco se fue enamorando de la figura que trabajaba. Mientras más tiempo se dedicaba a la estatua, más se enamoraba de ella y al final creyó que la estatua era más hermosa que todas las mujeres de la tierra, por lo que comenzó a pedir a los dioses que le infundieran vida, deseo solicitado con tanto anhelo y pasión que le fue concedido. Etapa 1 Página 8 Las emociones Entonces concluimos que la inteligencia emocional correspondería a lo que yá hemos definido como la fórmula del exito, es decir:
  11. 11. Por otra parte, es recomendable recordar que significa emoción : Algunos datos para recordar:
  12. 12. Etapa 1 Página 9 Algunas pautas para la empatía y la asertividad:
  13. 13. 1.- Desarrollo de la autopercatación - Obsérvate cuando realizas tareas como las siguientes: * Comidas: ¿cuando estás comiendo, lo haces pausadamente, concienzudamente, disfrutándolo? * Conducción: ¿conduces a la defensiva y teniendo presente los graves riesgos de un manejo descuidado? Actividades Recomendadas: 2.- Desarrollo de la autopercatación y del pensamiento positivo - Obsérvate con qué ánimo amaneces y si es negativo reconoce todo lo positivo que te ha dado la vida. 3.- Desarrollo de la autopercatación y de la empatía - Obsérvate al final de la jornada, de vuelta al hogar. Seguramente vienes muy cansado (a), pero antes de quejarte ponte en el lugar de tu pareja que, seguramente se encontrará en las mismas condiciones tuyas. Analiza los efectos que pudieran producir estos ejercicios en ti y en los que te rodean y anótalos para tu posterior estudio. Etapa 1 Página 10 Explorando los Cimientos Para construir una casa o edificio es previo conocer muy cabalmente las características del suelo sobre el cual se desea trabajar, so pena de sufrir graves consecuencias. Para evitarlas debemos aplicar técnicas que nos permitan disponer de las máximas informaciones para tomar decisiones adecuadas. Una práctica muy antigua es la de realizar "calicatas", que consiste en perforaciones de determinadas dimensiones y profundidad para tener referencias de las características del suelo. Así, podemos tomar precauciones y aplicar refuerzos cuando así proceda. Continuando nuestra metáfora de la construcción de nuestra vida, también podemos aplicar unas calicatas. Perforar el suelo y extraer muestras para su estudio resulta muy fácil si lo comparamos con los esfuerzos que tendremos que realizar para conocer aquello que está en las capas profundas de
  14. 14. nuestros comportamientos. No es fácil observarse uno mismo, especialmente cuando aparezcan riscos u otras materias poco gratas. Tampoco es cómodo recibir informaciones sobre estos aspectos ocultos, cuando estos nos lo muestra otra persona. Al respecto, Buda nos dice: "Mira a quien te hace ver tus defectos como si te mostrara un tesoro. Abraza al sabio que reprueba tus faltas. En verdad es un bien, y no un mal, relacionarse con un hombre así". En teoría eso resulta fácil pero en la realidad no lo es. Más aún, es el escollo mayor que tiene el desarrollo personal. Pero es indispensable obtener ese conocimiento para escalar niveles de evolución. Sufrirá enormemente nuestro orgullo e, incluso, no querrá ver o no nos permitirá aceptar los aspectos oscuros de nuestro proceder, pero es el único camino para los valientes que se deciden a ir más allá, más arriba, a la búsqueda de la perfección, como la única meta aceptable en esta experiencia evolutiva del ser humano. Preguntas Etapa 1 Por autopercatación se entiende: A) Estado de actitud negativa B) Estado de alerta respecto a nuestras actitudes, posturas o expresiones C) Estado de semi sonambulismo D) Adicción a ciertas actitudes La discordancia entre lo que decimos asumir y lo que expresan nuestros actos se manifiesta cuando: A) Producto de la rutina, vamos perdiendo conciencia de nuestras acciones B) Mejora nuestro estado de alerta C) Nos liberamos de los condicionamientos sociales D) Ninguna de las anteriores Una comunicación asertiva se produce cuando: A) Se manifiesta aquello que se piensa, sin tomar en cuenta al interlocutor B) No se manifiesta claramente aquello que se piensa, con el fin de no dañar la relación con el interlocutor
  15. 15. C) No se manifiesta lo que en el fondo se piensa o se siente, con el fin de no causar una mala impresión D) Se manifiesta con claridad aquello que se piensa o se siente, respetando la autoestima y personalidad del interlocutor En el caso relatado sobre el supervisor llamado Juan, ejercitar la autopercatación le permitió: A) Ser capaz de observarse a sí mismo B) Darse cuenta oportunamente de su estado tensional C) Practicar la empatía. Ponerse en el lugar de su mujer y su hija y prever la angustia que les provocaba su comportamiento D) Elegir cambiar su actitud, manejar sus emociones y de esta forma dar un vuelco positivo en la relación con sus seres queridos E) Todas las anteriores Copyright © 2006 Instituto para el Desarrollo Emprendedor.

×