Successfully reported this slideshow.
Your SlideShare is downloading. ×

VanguardiaLuterana 5 Edicion Especiall.pdf

Ad
Ad
Ad
Ad
Ad
Ad
Ad
Ad
Ad
Ad
Ad
Año 2|N°5|Octubre 2022|Edición Extraordinaria
Vanguardia Luterana. Revista de publicación cuatrimestral, tiene por finalidad difundir estudios e
investigaciones en el c...
Pág.
4
10
14
26
30
33
Contenido
La Iglesia es tentada por SatanÆs
.
Impacto de la Reforma en Ecuador.
¿Puede seguir llamán...
Advertisement
Advertisement
Advertisement
Advertisement
Advertisement
Advertisement
Advertisement
Advertisement
Upcoming SlideShare
VanguardiaLuterana 6.pdf
VanguardiaLuterana 6.pdf
Loading in …3
×

Check these out next

1 of 40 Ad
Advertisement

More Related Content

Recently uploaded (20)

Advertisement

VanguardiaLuterana 5 Edicion Especiall.pdf

  1. 1. Año 2|N°5|Octubre 2022|Edición Extraordinaria
  2. 2. Vanguardia Luterana. Revista de publicación cuatrimestral, tiene por finalidad difundir estudios e investigaciones en el campo de las ciencias vinculadas con la teología y la religión comparada desde la perspectiva bíblica. Las posiciones de los autores reseñadas en esta publicación, no reflejan necesariamente los puntos de vista oficiales de Vanguardia Luterana. Publicaciones en abril, agosto y diciembre. Contacto: vanguardia1517@gmail.com Editor: † Dr. José Gregorio Rivas Redacción: Dra. Mery del Valle Escalona Rangel Diagramación: † Dr. José Gregorio Rivas. Imagen portada: Martín Lutero traduciendo la Biblia. Koenig Gustav/Art Resource, NY (Detalle).. Revista Vanguardia Luterana República Bolivariana de Venezuela Barquisimeto estado Lara. E mail: vanguardia1517@gmail.com © 2021 AIELIH Depósito Legal: LA2021000294 Esta obra está bajo Licencia Creative Commons. Reconocimiento-No Comercial-Compartirigual 4.0 Internacional.
  3. 3. Pág. 4 10 14 26 30 33 Contenido La Iglesia es tentada por SatanÆs . Impacto de la Reforma en Ecuador. ¿Puede seguir llamándose luterano? Los papas en tiempos de Lutero Cronología de la Reforma Estatutos de la Asociación de Iglesias Evangélicas Luteranas Independientes Hispanoparlantes
  4. 4. Vanguardia Luterana | Año 2 |N° 4 4 La Iglesia es tentada por satanás Sermón de Martín Lutero sobre Mateo 4:1-11. 18 de febrero de 1537 Mateo 4: 1-11. Entonces Jesús fue llevado por el Espíritu al desierto, para ser tentado por el diablo. Y después de haber ayunado cuarenta días y cuarenta noches, tuvo hambre. Y vino a él el tentador, y le dijo: Si eres Hijo de Dios, di que estas piedras se conviertan en pan. Él respondió y dijo: Escrito está: No sólo de pan vivirá el hombre, sino de toda palabra que sale de la boca de Dios. Entonces el diablo le llevó a la santa ciudad, y le puso sobre el pináculo del templo, y le dijo: Si eres Hijo de Dios, échate abajo; porque escrito está: A sus ángeles mandará acerca de ti, y, en sus manos te sostendrán, para que no tropieces con tu pie en piedra. Jesús le dijo: Escrito está también: No tentarás al Señor tu Dios. Otra vez le llevó el diablo a un monte muy alto, y le mostró todos los reinos del mundo y la gloria de ellos, y le dijo: Todo esto te daré, si postrado me adorares. Entonces Jesús le dijo: Vete, Satanás, porque escrito está: Al Señor tu Dios adorarás, y a él sólo servirás. El diablo entonces le dejó; y he aquí vinieron ángeles y le servían. Introducción Lo que se tratará en este sermón no es el ayunar de Cristo. Este Evangelio es leído hoy a causa del ayuno cuadragesimal que se suele observar. Sin embargo, aquí no se trata de ese ayuno de propia elección, que en nuestro medio era realmente un ayuno bastante ridículo, ya que no estaba motivado por ninguna necesidad, ninguna tentación en particular, ningún mandato de Dios, y en cambio, estaba ligado estrechamente con una falsa confianza en la validez de nuestros propios actos de penitencia, y con un distanciamiento farisaico frente a otras personas, etcétera. Antes bien, aquí se trata de un ayuno que nos es impuesto como una necesidad. A este respecto escribe el apóstol Pablo (en 2ª Corintios 6:4, 5): "Nos recomendamos en todo como ministros de Dios, en cárceles, en tumultos, en trabajos, en desvelos, en ayunos, etcétera"; y Cristo a su vez interpreta tal ayuno como un "tener luto" al decir en cierta oportunidad (Mateo 9:14, 15): "¿Acaso pueden los que están de bodas tener luto entre tanto que el esposo está con ellos? Pero vendrán días en que el esposo les será quitado, y entonces ayunarán". Cristo ayuna estando en el desierto -forzosamente, porque allí no hay nada que le pudiera servir de comida. Pero este paraje solitario no se lo eligió él mismo, ni tampoco fue al desierto por obedecer a alguna regla monástica, sino que fue el Espíritu Santo en persona el que le condujo a aquel lugar. Tema del Evangelio y del sermón son las tentaciones de Cristo y de la iglesia. No hay, pues, ninguna necesidad de usar este texto para un sermón sobre el ayuno. Lo que sí es necesario es usarlo para hablar de las tres tentaciones que Cristo rechazó con la palabra de Dios en bien nuestro para que también nosotros las rechacemos de igual manera. No nos referiremos sin embargo a las tentaciones a que están expuestos los cristianos individuales, sino a las tentaciones de la iglesia misma que se describen aquí con las características que les son propias.
  5. 5. Vanguardia Luterana | Año 2 |N° 4 5 1. La tentación de la iglesia por parte del diablo "tenebroso". Las hostigaciones exteriores inducen a la iglesia a apartarse de la palabra de Dios. En el comienzo, la iglesia fue atormentada por el diablo en forma humana por medio del "ayuno", es decir, por medio de persecuciones y toda clase de vejámenes físicos que le infligieron tanto los judíos como los gentiles. En esta persecución primera, el diablo no esgrime contra la iglesia ninguna palabra de Dios. Solamente la lleva a una situación en que se ve apremiada por necesidades inmediatas, y donde el unido medio para mejorar su suerte parece ser la apostasía. Con esta intención, el diablo le dice a Cristo, que sentía hambre después de 40 días de ayuno: "Di que estas piedras se conviertan en pan". (Éste es el diablo que sometió a tentaciones físicas a casi cada cristiano en particular, y luego también a toda la santa cristiandad en general, con hambre, sed y toda suerte de males, con aflicciones, miedo y penurias. Y con este ataque, el diablo obtuvo un éxito bastante amplio. Pues muchos cristianos, al verse hostigados a causa de su fe, y puestos ante la alternativa de apostatar de ella o de sufrir el martirio, dieron pasos atrás, renegando de su bautismo y de su fe. No obstante hubo también muchos que permanecieron firmes: antes que apostatar de su fe, prefirieron correr todos los riesgos y padecer todas las torturas, de modo que esta primera era de la cristiandad se llama con justa razón la "era de los santos mártires", ya que fueron muertos a millares con indecible crueldad. La iglesia se defiende contra esta tentación aferrándose a la palabra divina. El medio, empero, con que los santos mártires se defendieron contra los tiranos nos lo muestra nuestro texto, donde Cristo le responde a Satanás: "No sólo de pan vive el hombre, sino de toda palabra que sale de la boca de Dios". De esta respuesta se puede desprender que el ataque del diablo estuvo dirigido contra la vida misma de Cristo primero y de la iglesia cristiana después. No obstante, ellos no se empeñaron en conservar esta vida pasajera del presente. Antes bien, hicieron frente al diablo y a su séquito. Se opusieron a su tiranía, y dieron a entender con toda claridad que les importaba mucho más conservar la preciosísima palabra de Dios que conservar la vida temporal aquí en la tierra. Esta palabra no la querían perder y no querían renegar de ella por nada en el mundo. Tras largos años de sufrimientos, esta tentación desapareció; ello ocurrió cuando Constantino, después de su victoria sobre Licinio, prohibió las persecuciones contra la iglesia cristiana. 2. La tentación de la iglesia por parte del diablo "luminoso". La doctrina falsa seduce a la iglesia a apostatar de la fe. Más a la tentación física se agrega ahora la tentación espiritual: el diablo se presenta en forma de ángel y hace como si concordara plenamente con la palabra divina, pues cita las Escrituras para engañar a los cristianos. El que así habla, no es aquel diablo tenebroso, sino el diablo luminoso de los herejes. Éstos, en verdad, se habían dedicado ya antes a mancillar a la iglesia por medio del pobre Ebión, de Marción y otros. Pero ahora obtienen el gobierno de la iglesia el heresiarca Arrio y hombres semejantes. Al principio se intentó reprimirlos. Pero gracias al apoyo que les prestó Constancio, el hijo de Constantino, alcanzaron tal predominio que en toda la iglesia oriental apenas dos obispos permanecieron firmes en la doctrina verdadera. Finalmente, Mahoma y su secta hicieron suyos los errores de esta herejía ", convirtiendo a Cristo en un ser comprensible para la razón humana, y constituyéndose así en una
  6. 6. Vanguardia Luterana | Año 2 |N° 4 6 horrenda amenaza para el cristianismo hasta nuestros días. El pensamiento del diablo en este caso fue el siguiente: "Por muchos que sean los cristianos que a causa de las persecuciones reniegan de su fe, sin embargo, con esto mis planes no prosperan. La iglesia sigue creciendo. Tomaré pues por otro camino. Vosotros los cristianos lo sufrís todo por amor a la palabra. Muy bien, aquí está la palabra, escrita y todo: "A sus ángeles mandará acerca de ti", y "En sus manos te sostendrán, para que no tropieces con tu pie en piedra" (Salmo 91:11, 12). Yo no soy un diablo como aquel anterior; yo os llevo no a un lugar profano, sino a la santa ciudad, y al pináculo del templo"— al pináculo del templo sí, pero no al templo mismo. Y en este punto, el falsario e impostor omite las palabras: "que te guarden en todos tus caminos", es decir, en los caminos de tu vocación a la que Dios te ha llamado. El diablo quiere llevarnos a un modo de pensar que en apariencia concuerda con la palabra divina, pero que en realidad es opuesto a lo que esta palabra dice en verdad; quiere enseñarnos a "tentar a Dios", como lo expresa nuestro texto. Pues el volar por los aires, y el echarse a tierra desde el pináculo del templo, son caminos para palomas y gorriones, no para seres humanos. La iglesia se defiende contra esta tentación examinando cuidadosamente la doctrina. (Para defenderse contra esta tentación sutil de Satanás se necesita un arte que nuestra carne y sangre no domina, pues es el arte del Espíritu Santo: hay que examinar la palabra de Dios certera y adecuadamente, y ver si el que la emplea, la emplea en forma correcta o incorrecta. Pues también el diablo es ducho en el arte de hacer hablar a las Escrituras en favor suyo, y lo demuestra ante el Maestro supremo, ante Cristo en persona. Por esto, no te dejes aplastar tan rápidamente por el miedo si los espíritus facciosos y los herejes se te lanzan encima vociferando: "Aquí está la Escritura, aquí está la palabra de Dios, etcétera"; antes bien, enfrenta a la Escritura con la Escritura, como lo hace Cristo al ser tentado por Satanás. Pues precisamente los herejes, los más encarnizados enemigos de la palabra y sus más tenaces perseguidores, hacen como si quisieran ayudar a impulsar su propagación y protegerla. A éstos, cuando recurren a las Escrituras y tratan de corroborar y exornar con ellas sus mentiras, hay que responderles: "No, señor; no me basta con que me digas que tienes la palabra de Dios a tu favor; porque es preciso también que no tentemos al Señor nuestro Dios. Y aunque fuese en realidad la palabra de Dios lo que tú aduces en tu apoyo, habría que ver también si no le quitaste o agregaste algo. Por esto, demuéstranos ante todo si lo que opinas tú concuerda con lo que quiere decir el Espíritu Santo, y si aplicas la palabra divina en forma válida. Por cierto, nuestro Señor no se enojará conmigo si yo me rehúso a aceptar su palabra sin más ni más tal como tú la citas e interpretas; pues si bien el diablo y todos los herejes usan la palabra con gran frecuencia, no obstante la usan incorrectamente. Esto en cuanto al segundo período cuando Satanás, disfrazado de ángel de luz, atacó a la cristiandad mediante diversas herejías, turbando y confundiendo bárbaramente a las pobres conciencias - lo cual, por otra parte, no ha de extrañarnos. Pues: ¿cómo habría de defenderse el hombre sencillo, que posee una instrucción sólo superficial en cosas referentes a la palabra de Dios, si oye expresiones tan elevadas como "palabra de Dios", "nombre de Dios", "honor de Dios", etcétera? En este caso, Dios tiene que prestarnos su ayuda especial por medio de predicadores piadosos y conscientes de su responsabilidad, o
  7. 7. Vanguardia Luterana | Año 2 |N° 4 7 tiene que preservar a los suyos mediante una inspiración especial del Espíritu Santo. De lo contrario, no hay remedio que valga, y todo está perdido. Y sin embargo, la cristiandad aguantó y superó también este período lleno de perjuicios y peligros, de modo que subsiste hasta el día de hoy. Gracias a la palabra de Dios y al esfuerzo de predicadores fieles a ella, se conservó nuestra fe y confesión de que Jesucristo es verdadero Dios, engendrado del Padre en la eternidad, y también verdadero hombre, nacido de la Virgen María en el tiempo de este mundo.) 3. La tentación de la iglesia por parte del diablo "divino". El poder y la gloria seducen a la iglesia a la desobediencia. Al fin, cuando el diablo ya no podía ocultarse detrás de esta máscara por resultar demasiado reconocible, apela en estos últimos tiempos a un medio extremo, robusteciendo, desde hace algunos siglos, la posición del anticristo y del imperio anticristiano. Así es como tenemos que interpretar sus palabras: "Todo esto te daré, si postrado me adorares". Con esto, Satanás llega al colmo de la presunción, arrogándose plenipotencia divina. Ya no se viene con palabras de Dios, las Escrituras ya no le interesan, sólo se dedica a echar mentiras como ésta: "Toda la gloria que ves, a mí me ha sido entregada" (Lucas 4:6). Lanza una promesa inaudita: "Todo esto te daré", pero con una condición: "si postrado me adorares". Sobre esto se basa ahora el gran prestigio y la paz de la iglesia con que tanto alardean. Aquí, el que habla ya no es el diablo en forma humana ni el diablo en forma de ángel de luz, sino lisa y llanamente el diablo divino, que quiere ser adorado. Se levanta por encima de Dios, es decir, contra la palabra de Dios y lo que es objeto de culto, como leemos en los escritos de Daniel y de Pablo. La iglesia papal sucumbió completamente ante esta tentación. Así, el diablo dispuso que se invocara a la Virgen María y a los santos, y los hizo nuestros intercesores. Niega por una parte que Cristo es el Único que nos justifica, y por otra parte hace del Cristo Mediador un Cristo Juez. Enseña a los hombres a confiar en una presunta justicia humana, en reglas monacales, en obras e indulgencias. Pervierte el evangelio y el uso de los sacramentos. Al perdón de los pecados lo hace un objeto de burlas, hasta el extremo de atreverse a afirmar que el mero hacerse sepultar envuelto en un hábito monacal, le asegura, a uno la remisión de los pecados. Igualmente quiere hacer creer a, la gente que la contrición, confesión y satisfacción que ellos deben hacer, es ya de por sí el perdón de los pecados, etcétera, ¡Y qué abominación más grande son las misas, etcétera! Todo esto no sólo lo practican, cual si fuera lo más importante en materia de religión, en oposición a los preceptos de Dios y el evangelio de Cristo, sino que incluso lo enseñan al pueblo cristiano, sin respeto alguno hacia la santidad de Dios y lo que nos dice nuestra fe. ¿Cómo es posible todo esto? Es posible a causa de la promesa: "Todo esto te daré". Esto significa: Yo, Satanás, el señor del mundo, estaré también contigo y te daré el dominio sobre todos los bienes que el mundo puede ofrecer. La única condición que te pongo es: Enseña hipócritamente lo que es mentira, y deja a un lado la fe. Tu dios sea el vientre, y seas objeto de la más esplendorosa gloria. Haz decretos y estatutos y reglas monásticas que atentan contra los mandamientos de Dios, contra el evangelio y la fe, y di: "¡Esto es palabra de Dios y obediencia a la iglesia!". Afirma sin ningún escrúpulo: "Aquí está la iglesia", por más evidente que sea la condenación y persecución de que se hace objeto a la palabra e iglesia de Dios. Haz el intento de arrebatarle a Cristo su reino y su sacerdocio, y de arrogártelos tú mismo, para que bajo su nombre puedas seducir y oprimir a los cristianos.
  8. 8. Vanguardia Luterana | Año 2 |N° 4 8 En esta forma me adorarás a mí, y yo te daré una magnífica recompensa: honores y riquezas, y supremacía sobre emperadores, reyes y toda otra potestad en la tierra, y además la fama de ser una iglesia llena de justicia y santidad, de modo que aun el último de tus monjes será temido por los personajes más sabios y poderosos. Aquellos a quienes tú les concedas el privilegio de admitirlos, habrán de prosperar, gozar de abundancia y ser tenidos por santos; en cambio habrán de perecer aquellos a quienes tú condenes. Escudado por tales baluartes me adorarás como al "dios de las fortalezas", es decir, como a aquel que te protegerá contra todas las fortalezas que te ofrecen resistencia. Me rendirás empero piadoso culto adorando el oro y la plata, el poder y la magnificencia. Pues yo soy el dios de los bienes de esta índole, y estoy dispuesto a dártelos. Y una vez que yo sea el dios tuyo, ya no necesitarás la palabra de Dios, a no ser que quieras abusar de ella a favor del "dios de las fortalezas". ¡Ah, qué bien suena todo esto! La iglesia se defiende contra esta tentación por medio del evangelio. ¡Hemos sufrido una caída verdaderamente espantosa! ¿O acaso no significa adorar a Satanás y apostatar de Dios si los hombres tienen al diablo por santo, si ensalzan y defienden las enseñanzas de los demonios, si atribuyen a estas enseñanzas el carácter de doctrinas concordantes con la doctrina de las Escrituras, si tratan de imponerlas con manejos hipócritas y por la fuerza de las armas, cuando estos mismos hombres en realidad corrompen la palabra de Dios, blasfeman de ella, la niegan y la persiguen? ¿No significa esto derribar a Dios de su trono y colocar a Satanás en su lugar? Pablo dice que "en ' los postreros tiempos algunos apostatarán de la fe, escuchando a espíritus engañadores y a doctrinas de demonios, por la hipocresía de mentirosos que tienen cauterizada la conciencia" (1 Timoteo 4: 1, 2). Este horror, nuestra madre la iglesia ha tenido que soportarlo; pero tenemos la esperanza de que lo dicho en nuestro Evangelio de hoy pondrá fin a este estado de cosas. Pues lo que Cristo dice al diablo: “Vete, Satanás", lo dice hoy también la iglesia por medio del evangelio, ahora que el carácter del reino de Satanás ha quedado al descubierto. En las reuniones donde se predica la palabra de Cristo es herido de muerte aquel "inicuo" que se sienta no en las afueras del templo, sino "en el mismo templo de Dios"; lo mata el Señor "con el espíritu de la boca de Cristo", de modo que muy pronto será destruido del todo "con el resplandor de su venida". Mas ya ahora mismo, este evangelio lucha contra la adoración falsa y la falsa obediencia o culto de Dios; pues repite lo que dijo Cristo: "Al Señor tu Dios adorarás, y a él solo servirás". En este sentido profetiza también el Salmo (72:11) acerca de Cristo: "Todos los reyes le adorarán, todas las naciones le servirán". "Adoras" a Cristo en espíritu y en verdad cuando confías en él conforme a las promesas del evangelio, y crees que por Cristo solo, Dios es tu amoroso Padre. Le "sirves" empero cuando haces y procuras lo que Dios te mandó hacer según la vocación en la cual te ha puesto, y cuando lo haces no con intención de ser declarado hombre justo, sino para la gloria de Dios y el bien de los demás. Con tal predicación, necesariamente tiene que desvanecerse en nuestro corazón la doctrina anticristiana y la confianza en ella. Nuestra esperanza es, pues, que ahora nos asiste la fe, y que los ángeles que vinieron a Jesús, se acercarán también a nosotros, mientras que el reino de las tinieblas es arrojado a lo más profundo del infierno junto con toda la impiedad de los mahometanos y de los papistas y cualquiera otra impiedad que hubiere. Amén.
  9. 9. Vanguardia Luterana | Año 2 |N° 4 10 El escritor e ilustre historiador imbabureño Enrique Ayala Mora en su obra La Reforma Luterana y su influencia en América Latina sostiene que “después de que Martín Lutero clavó sus 95 tesis en la puerta de la iglesia de Wittenberg, la “Reforma Protestante” se expandió por el norte de Europa. Pero la Iglesia Católica logró detener su difusión en el sur. España imperial fue el baluarte de la “Contrarreforma”. Por ello, sus colonias americanas se sellaron a los protestantes. Pero la reforma influyó en ellas, pues las rígidas reglas tridentinas marcaron el catolicismo en lo que se llamaría América Latina hasta el siglo XX”. Desde muchas perspectivas el catolicismo es defendido desde el romanismo tradicional que históricamente ha tenido sus momentos oscuros en la historia de la humanidad. La cristiandad ha vivido la degeneración del evangelio puro de Jesucristo. La misma inquisición ha sido claro ejemplo de la barbarie cometida tras el velo de la religión. Muchos como el historiador nombrado, resaltan el sentido victorioso del catolicismo romano, pero sin desconocer la influencia de la reforma. Más, la defensa al romanismo es constante. El pueblo vive aún sumergido en la ceguera, caminando tras iglesias y no tras Cristo. Sin embargo, la reforma que desplegó el Padre Dr. Martín Lutero fue el escenario perfecto para que el mundo vea la luz del evangelio. Un evangelio de vida, de esperanza y amor, traducido en la Buena Noticia del Reino de Dios. Volviendo en el tiempo, en 1510, Lutero, quien fue sacerdote agustino, fue enviado a Impacto de la Reforma en Ecuador
  10. 10. Vanguardia Luterana | Año 2 |N° 4 11 Roma en una misión, cuando era pontífice el Papa León X. En aquel momento, la Curia de Roma, pasaba por dificultades financieras provocadas por la costosa construcción de la Basílica de San Pedro, para lo cual los líderes eclesiásticos introdujeron la venta de indulgencias, que no era otra cosa que el perdón de los pecados a cambio de una suma dineraria. Para ese entonces, el perdón de los pecados se podría lograr de dos formas: o bien obrando de forma correcta, o bien pagando a la Iglesia. Esto ocasionó incluso desde antes de Lutero la fricción en las alas liberales de la iglesia. Así tenemos a un John Wycliffe considerado como la estrella de la mañana de la Reforma y a Jan Hus, quien según la historia murió en la hoguera cantando a Dios. Se diría, que la historia es muy clara y que el pecado de estos iniciadores de la reforma y del mismo gran reformador Martín Lutero (Martin Luther) fue simplemente mostrar la verdadera cara de la palabra de Dios en una era donde el poder del papado llegaba incluso a sobreponerse al poder de Dios. La Reforma cuyo aniversario celebramos todos los protestantes un 31 de octubre, no es solo algo histórico. Muchos cambios en la iglesia son producto de la influencia de la reforma. En Ecuador la reforma fue introducida con el estado liberal, considerando que la comunidad protestante sufrió persecuciones con el estado Colonial. Las comunidades evangélicas y las misiones marcaron la vida de la sociedad ecuatoriana permitiendo la consolidación del laicismo declarado incluso ya en la constitución del 2008, que reconoce al Ecuador como un estado laico. Varias traducciones bíblicas fueron introducidas y se destacan la Iglesia Alianza y otras como las primeras que trajeron el evangelismo al Ecuador, junto con la HCJB “Radio la Voz de los Andes” de la Iglesia Evangélica, en el año de 1931. Luego en 1958 se produce la ordenación del primer pastor ecuatoriano de la iglesia Evangélica Luterana en el país, de la mano del Obispo Medardo Gómez del Sínodo Luterano Salvadoreño quien acudió para imponer sus manos junto a los pastores de las tres congregaciones luteranas del país. La iglesia luterana IELE fue la primera que difundió el luteranismo en Ecuador, siendo una pequeña iglesia en el concierto de las iglesias evangélicas del país. Hasta nuestros días el luteranismo es una minoría en Ecuador. La reforma como tal ha ido tomando tintes diversos desde varios puntos de vista. Incluso con visiones deformadas que llevan a extremismos religiosos profesados por sectas y organizaciones que se dicen cristianas, evangélicas o protestantes, que no promueven el pensamiento original de Lutero, el cual con el tiempo fue perdiéndose y quedando solo en la historia. El 31 de Octubre del 2016 nació en la provincia de Imbabura, en el cantón Cotacachi, la New Global Mission Blowing Life In The Wordl, con sus siglas NGM <<nueva misión global soplando vida en el mundo>>. Una misión que dio sus primeros pasos desde el evangelismo calvinista, trabajando de forma independiente en las comunidades indígenas de la provincia. Su tarea se centró en la difusión de la palabra de Dios en las comunidades con ayuda de donaciones de biblias llegadas de Estados Unidos de América gracias a la fundación The Truth of the Bible. Esta misión fue tomando forma con el liderazgo del entonces Pastor y Presbítero Guicar Josué Dávila, fundador de la misión, y de la mano del proyecto TELEIGLESIA O IGLESIA DIGITAL que nació de la idea de internacionalizar la difusión del evangelio y la labor misional con uso de la tecnología digital y las redes sociales, no solo en la difusión del culto privado que se realizaba para
  11. 11. Vanguardia Luterana | Año 2 |N° 4 12 ese entonces sino en la celebración de sacramentos como el bautismo, el matrimonio, y la conformación de células o comunidades eclesiales de base tanto en Ecuador como en otros países, y todo con ayuda del internet. Esto fue visto por muchos como algo sin sentido; más con la llegada de la pandemia del COVID 19 se convirtió en la pionera de la evangelización por internet en el país, centrando sobre todo su trabajo en la provincia de Imbabura, Guayaquil y el norte del Ecuador. Para el año 2020 la NGM se inclinó a las enseñanzas del Dr. Lutero, convirtiéndose en portavoz de la nueva reforma que la iglesia ecuatoriana requería en medio de los estragos de la pandemia. Para el 2021, la NGM fue aceptada como miembro de la Asociación de Iglesias Evangélicas Luteranas Independientes Hispanoparlantes (AIELIH), y bajo la Dirección misional del Rvdo. Guicar Josué Dávila, incardinado para entonces en la Iglesia Carismática Luterana Independiente de la República Argentina presidida por el Obispo Dr. Manuel Adolfo Acuña, desplegó su potencial misionero llevando el luteranismo a las comunidades de Imbabura y la provincia del Carchi en el norte del Ecuador. La NGM dio inicio a la Iglesia Carismática Luterana Independiente del Ecuador presidida por el hoy obispo electo Dr. Guicar Dávila Vicario Episcopal (apostólico misional) del Ecuador. Así la Iglesia carismática luterana nació en Ecuador como baluarte de la reforma de Martín Lutero fundando a finales de agosto e inicios de septiembre la primera parroquia eclesiástica luterana en el sector de Chorlaví en la parroquia civil de San Antonio de Ibarra, que actualmente cuenta con una junta misional de laicos y aproximadamente 40 fieles que se congregan cada domingo para la eucaristía, además de contar con miembros bautizados y confirmados en la fe. La reforma de 1517, es hoy en día el nuevo paradigma que guía a la Iglesia ecuatoriana con el liderazgo que ha tomado la ICLI-E, haciendo frente a la persecución religiosa que impera en el país por parte de quienes no han comprendido el significado del ecumenismo y la libertad religiosa. Hoy en día, el luteranismo en Ecuador ya no es la iglesia pequeña que vive en el anonimato, quizás escondida en un pequeño lugar de la capital ecuatoriana, sino que es una Iglesia viva, dinámica que camina con el pueblo y difunde el evangelio en la provincia de Imbabura y el Ecuador. Nuestra reforma es la nueva esperanza para que el pueblo deje de lado el tradicionalismo caduco de una iglesia lejana, distante y que mira al pueblo como un número más en la amplia gama de fieles. Para nuestra Iglesia protestante, los fieles son el pilar del trabajo evangelizador. Monseñor + Guicar Dávila Obispo de la ICLI del Ecuador
  12. 12. Vanguardia Luterana | Año 2 |N° 4 14 ¿Puede seguir llamándose luterano? Introducción Éste es un tiempo en el que imperan las ideologías. Por definición, una ideología es un sistema de pensamiento que se compone de un conjunto de ideas o principios sobre los que se fundamenta una manera particular de ver y abordar la realidad. De este modo, la ideología no es otra cosa que la justificación de un sistema de pensamiento particular que pervierte la Idea. Me explico: la ideología no es filosofía, aparenta serlo. La ideología no funda una vocación, ni política ni religiosa. Aparenta hacerlo. La ideología necesita ser popular, para aparentar la verdad que no posee, en función de legitimar incluso lo contrario a la cultura. No es cultura. Aparenta serlo. La ideología es la caricatura de la idea y a ella no le importa la verdad ni los valores que, para nosotros los creyentes no se plebiscitan en el mercado de lo popular pues son innegociables ya que tienen un Fundamento Trascendente: Dios. La ideología no tendrá en cuenta a Dios – aunque no lo declare abiertamente - precisamente porque remarca su falsedad, su temporalidad y miopía. Fundada en el mercado de lo popular y con un lenguaje popular, la ideología es moda que aturde con palabras y falsas justificaciones y – por qué no decirlo – con deliberada manipulación de la verdad y de la historia. Así, hoy se revisa toda la historia como si todo hubiera sido una gran mentira y se busca fundar la realidad con el lente caprichoso de la tendencia de turno. Es horroroso ver cómo la ideología gana terreno en el campo religioso y encuentra sus “apóstoles” movidos muchas veces por la búsqueda de fieles o de consensos políticos, y también por la búsqueda de poder temporal y económico. Espacios le dirán en su lenguaje. Pero el espacio de lo Trascendente no es el del mundo. Y el diálogo con el mundo requiere fidelidad a los principios de fe para quienes somos llamados a servir a otros desde la fe. El mundo no necesita que la religión y los principios divinos se adapten a la época, sino que éstos – los principios divinos - sigan señalando proféticamente hacia adelante y hacia arriba, buscando la dirección de Dios enseñada por Jesucristo que “es el mismo ayer, hoy y siempre” (Carta a los Hebreos 13:8). Los ministros religiosos no podemos desertar de la misión encomendada por Dios y aceptar que seremos antipáticos al mundo en la misma medida en que tomamos distancia de las ideologías y defendemos los valores eternos. Nuestra fidelidad es para con Dios, que a su vez es fiel con nosotros todos, sus hijos queridos. Y cuando parece que nos faltan
  13. 13. Vanguardia Luterana | Año 2 |N° 4 15 fuerzas para denunciarle a la época la perversión de sus ideologías, su error y pecado, tenemos presente su eterna palabra y acudimos a Él pues “el que nos llama es fiel” (Cfr. 1 Tes. 5: 24). “Cielo y tierra pasarán pero Mis Palabras no pasarán” (Mt. 24,35) nos dice el Señor Jesús y en ello nosotros encontramos la convicción de que nuestro Mensaje – sí, en mayúscula, pues somos embajadores de Aquel que es el Mensaje mismo hecho carne – superará toda ideología que, como vimos, por su propia definición es pasajera. En esta misma convicción también se instala nuestra esperanza y nos mantenemos firmes en ella pues” fiel es el que hizo la promesa” (Hebreos 10:23). La verdad eterna de Dios nos mueve a estar alertas para no ser confundidos o arrastrados en medio de tanta confusión. Nuestro escudo y nuestro baluarte es la verdad de Dios (Cfr. Salmo 91:4). En el ámbito eclesial, podríamos decir que se ha instalado una teo-ideología que cada vez se aparta más de la verdad bíblica y simpatiza en gran medida con la ideología imperante. Esto se agrava cuando se señalan adhesiones a ciertas escuelas o “místicos iluminados” cuyos mensajes nada tienen que ver con la Iglesia de Cristo con el agravante de arrastrar a la confusión a los fieles y a quienes se acercan buscando a Jesucristo con sincero corazón. Nada peor que cuando un ciego guía a otro ciego. Jesús se refiere a esto mismo en su tiempo: “Así que no les hagan caso. Son guías ciegos que conducen a los ciegos, y si un ciego guía a otro, los dos caerán en una zanja” (Mateo 15:14) Cierto que se puede examinar todo, pero hay que retener lo bueno y ¡apartarse de mal! El Apóstol San Pablo es clarísimo al respecto cuando le escribe al Obispo Timoteo: (1 Tesalonicenses 5:21-23) “sino pongan a prueba todo lo que se dice. Retengan lo que es bueno. Aléjense de toda clase de mal”. El subrayado es mío, tal vez por la impronta de mi vocación como Exorcista y Luterano, que aumenta mi preocupación cuando veo gravísimas desviaciones bajo la excusa de lo místico y hasta de lo crístico (esto último ya en un lenguaje propio de las ideologías). Como Exorcista que ha alcanzado un renombre internacional, me obligo a estudiar con seriedad toda clase de tema relacionado con el mundo espiritual, esotérico, paranormal, y ello incluye las escuelas y sociedades secretas donde se han originado y se realizan hasta el presente rituales de todo tipo, incluso satánicos. Estudio y me rodeo de gente erudita que con gran generosidad me facilitan sus investigaciones y experiencias y cooperan en la elaboración de mis conclusiones al respecto. Mis libros no son improvisados sino elaborados con información seria y sin especulaciones de ninguna naturaleza, sino la búsqueda de la verdad. Esto lo menciono para que se comprenda lo que sigue; no he de tratar acá sobre las sociedades secretas, sino que apenas rozaré algo de alguna de ellas. Lo hago deliberadamente para que este artículo no se transforme en un libro (bien podría serlo) pero sobre todo porque aquí intento advertir. ¿Sobre qué? Y a esta altura de mi exposición mi respuesta se vuelve previsible: Sobre la ideología contaminante en la Iglesia y el uso indebido de la definición Iglesia Luterana cuando se adoptan creencias que nada tienen que ver con el pensamiento del Reformador.
  14. 14. Vanguardia Luterana | Año 2 |N° 4 16 Claro que hasta se bastardea el término reforma para hablar de la “reforma libre”, ridículo término que solo pretende justificar la ideología que en ella late. No hay un retorno a los orígenes de la comunidad cristiana en lo que a continuación explicaré con el objetivo de que nadie más caiga en la confusión. No es mi intención tampoco entrar en polémica. No hace falta ante los datos que ofrezco y que por otra parte están al alcance de todos, y sería una pérdida de tiempo detenerme a polemizar ante lo evidente. ¡Que nadie sea confundido! Lo que sigue, señala la urgencia por sostener la identidad luterana ante el atentado deliberado de bastardearla con ideologías que ofenden a Dios. Sola Fe, Sola Gracia, Sola Escritura, Solo Cristo. Compete a la Familia Luterana como me gusta llamar a nuestra Iglesia, defender nuestra identidad. De allí el título de este artículo: ¿Puede seguir llamándose luterano? Espero sea de utilidad y que todo sea para la Gloria de Dios. Siguiendo a James Ingall Wedgwood ¿Puede seguir llamándose luterano un seguidor confeso de este hombre? Recorramos un poco su historia: Ex anglicano y miembro de la Sociedad Teosófica con todo lo que ello implica y que se irá develando a lo largo de estas líneas. James Ingall Wedgwood (JIW) fue expulsado con justa razón de la Iglesia Anglicana al adherir a la Sociedad Teosófica – de la que justamente es miembro Leadbeater – pues, entre otras cosas, dicha Sociedad Teosófica tuvo y tiene el objetivo de extinguir el cristianismo tal y como su ideóloga Madame Blavastky lo pretendía. De ella nos ocuparemos más tarde. JIW fue “consagrado” al Episcopado por un obispo también expulsado de la Iglesia de nombre Frederick Samuel Willoughby por un escándalo de homosexualidad. Los que respetamos la Sucesión Apostólica sabemos que dicha consagración, al ser expulsado el consagrante de la Iglesia no tiene legitimidad. El propio JIW sabía de dicho vicio y buscó a otros obispos – algún colega teósofo y homosexual incluido – y todos se negaron a elevarlo a tal dignidad de obispo, por lo que, a regañadientes, aceptó a Willoughby para que le impusiera las manos. Claro que quien mal comienza, mal continúa y aquí aparece la figura de Leadbeater siendo consagrado obispo por JIW en Australia. Todo ello en el año 1916. Todo queda en familia, y por ello, Leadbeater sucede a JIW como obispo presidente de la Iglesia Liberal. Cabe destacar que en su momento el viejo arzobispo católico de Utrecht ni siquiera respondió la carta de JIW suplicándole le ordenara obispo. Un hombre fiel al
  15. 15. Vanguardia Luterana | Año 2 |N° 4 17 Evangelio. En Wikipedia sin más encontramos el vergonzoso relato de que el mismo JIW, ante el interrogatorio policial tuvo que admitir que visitó 18 baños públicos en dos horas “buscando un amigo”, el propio JIW describió como un impulso sexual “casi increíblemente fuerte” su inclinación homosexual. Lo condenable en esto fue su conducta promiscua, su lujuria confesa, no su condición homosexual pue estamos seguros que muchos homosexuales reprobarían esta conducta. Para colmo de males, JIW fue investigado junto con otros sacerdotes y obispo de la Iglesia Católica Liberal por actividades sexuales con niños. La suma de escándalos lo obligó a renunciar a la Sociedad Teosófica y en 1923 a la propia Iglesia Liberal. Ya en su ocaso, adicto a la cocaína, fue contrabandista de la misma y escondía la droga en la cabeza de un báculo episcopal. Este hombre jamás tuvo temor de Dios. La práctica de sexo oral lo llevó a sufrir sífilis, pero se negó a recibir tratamiento. ¿Puede un hombre así haber recibido revelaciones de ángeles, arcángeles y habitantes de los “reinos superiores”? La misma pregunta parece ofensiva para un intelecto mediano y ni qué decir a una persona de sensibilidad espiritual. JIW entró y salió reiteradas veces de la demencia a causa de su sífilis terciaria. Murió el 13 de marzo de 1951 y algunos afiebrados lo elogiaron y aún lo llaman “místico”. ¡NADIE QUE SE LLAME LUTERANO PUEDE SEGUIR A UN SUJETO COMO ÉSTE!, por más que coloque en mayúscula el nombre del Padre Martín Lutero. Siguiendo a Charles Webster Leadbeater ¿Puede seguir llamándose luterano un seguidor confeso de este hombre? Fue un ocultista y espiritista que terminó su vínculo con la Iglesia Anglicana de la que fue sacerdote para seguir los caminos de la Sociedad Teosófica, llegando a conocer a Helena Petrona Blavastky en una visita de ésta a Londres, momento en que se conviertió en su discípulo. Aquí es donde se alía con Annie Besant a quien mencionaremos también más adelante. Nuevamente Wikipedia nos trae información tan vergonzosa como la de su amigo y “consagrante” JIW. En 1906, Leadbeater fue acusado de obligar a los adolescentes, estudiantes bajo su educación, a masturbarse. Mary Lutyens reunió los testimonios de los estudiantes en el libro Krishnamurti: Los Años del Despertar, donde afirma que los niños en cuestión habrían revelado estas prácticas a sus padres; la Sociedad Teosófica de Chicago había abordado los mismos reproches contra Leadbeater.
  16. 16. Vanguardia Luterana | Año 2 |N° 4 18 En 1906 una comisión de la rama estadounidense de la Sociedad fue designada para investigar los hechos de la pederastia en el que se vio involucrado Leadbater, pero, antes de la reunión, este último dio su dimisión para "salvar a la sociedad de la vergüenza", como escribió Henry Steel Olcott. Leadbeater respondió a las acusaciones diciendo que la apremiante sexualidad adolescente llevaría a sus estudiantes a tener encuentros con las prostitutas, y luego para "protegerlos" les enseñó a descargar periódicamente la energía sexual a través de la masturbación para evitar las consecuencias kármicas y morales de las relaciones sexuales según él ilícitas con las niñas. En los años siguientes, Lutyens tuvo que hablar sobre la protección de los estudiantes favoritos de Leadbeater, algunos de los cuales se acostaron con él en su propia habitación y con quienes Leadbeater habría tenido sexo real. Otros miembros de la sociedad lo acusaron de haber tocado los genitales de un niño preadolescente. No obstante, y la repetición de incidentes similares a lo largo de los años, ninguna de las acusaciones presentadas contra él condujo a procedimientos judiciales o fallos judiciales contra Leadbeater, especialmente porque siempre lograron escapar justo a tiempo. Un juez en un caso de custodia denunciado en India (en relación con el tutor legal de Jiddu Krishnamurti y su hermano Nityananda) observó en su reglamento que Leadbeater estaba anclado a "ideas inmorales". Esto llevó a Annie Besant, amiga y colaboradora de Leadbeater, a llevar a cabo una cobertura mediática en el London Times. Sin embargo, era bien sabido en la Sociedad Teosófica que Leadbeater tenía una relación problemática y ambigua, especialmente en el plano sexual, con los jóvenes estudiantes con los que estaba tratando. Más tarde, en 1909, fue rehabilitado en la Sociedad Teosófica como resultado de la presión de Annie Besant, que se había convertido en presidenta después de intensas luchas en la organización, habiéndola ejercido sobre los demás miembros. Éste fue un hombre que afirmó hacer viajes astrales para visitar a los “maestros”, además de haber visitado los registros akáshicos con clarividencia y “tomado nota” de libros en aquella dimensión. Las palabras sobran. Una nota curiosa fue que Leadbeater halló a un joven de catorce años llamado Jiddu Krishnamurti en Adyar. Leadbeater creyó que Krishnamurti como el medio de los llamados «profesores del mundo», que aparecían inminentemente a él y algunos teósofos que lo esperaban. Como Moisés, Siddhārtha Gautama, Zarathustra (Zoroastro), Jesús de Nazaret, y Mahoma, el nuevo profesor podía, con respeto, divulgar una nueva religión. Todo ello alrededor de 1910. Leadbeater se estableció en la India hasta 1915, siguiendo de cerca la educación de Krishnamurti; él fue movido a Australia. Durante los últimos años de los años veinte, Krishnamurti renunció al papel que Leadbeater y otros teósofos esperaban que llenara. Se apartó de la Sociedad Teosófica, sus doctrinas y prácticas, y durante las siguientes seis décadas llegó a ser conocido como un orador influyente en temas religiosos y filosóficos, muy crítico de la teosofía.
  17. 17. Vanguardia Luterana | Año 2 |N° 4 19 Fue en el año siguiente – 1916 – cuando JIW lo “consagró” obispo de la Iglesia Católica Liberal. Fue en Australia donde escribió junto a JIW la liturgia de la Iglesia. Un “Rito liberal” también conocida como “misa mística de Wedgwood y Leadbeater”. Durante su vida tuvo gran fama de clarividente aunque parece haberse equivocado cuando afirmó que existía vida en Marte con seres de apariencia humana. Murió de diabetes en 1934. Podemos suponer por sus propios escándalos que, de alguna manera, Leadbeater simpatizaba con JIW en su estilo de vida. Tal vez respondiendo a una premisa del mismo esoterismo que reza: lo igual atrae lo igual. Este estilo evidente hace posible afirmar: ¡NADIE QUE SE LLAME LUTERANO PUEDE SEGUIR A UN SUJETO COMO ÉSTE!, por más que coloque en mayúscula el nombre del Padre Martín Lutero. ¿Qué clase de renovación espiritual pueden proponer estos mal llamados místicos por algunos que también se llaman equivocadamente luteranos? He mencionado hasta aquí en varios párrafos a la Iglesia Católica Liberal y creo que sería oportuno dar unas pinceladas sobre la misma. La Iglesia Católica Liberal Ésta es un sincretismo (elegante término para decir mezcla, engrudo) entre la Teosofía y el cristianismo. Promueve la unidad de todas las religiones como si todas las doctrinas fueran lo mismo. Sabemos muy bien que dicho falso ecumenismo allana el camino para el Anticristo. Esta Iglesia ha sufrido sus cismas internos, llegando a confundirse sus líneas por conservar el término liberal existiendo hasta hoy un llamado Sínodo de Teosofía dentro de una de las líneas. Esta Iglesia es un intento por dar una forma religiosa a la Teosofía, que en definitiva no tiene como centro a Jesucristo muerto y Resucitado. No les alcanzó con su filiación masónica y los rituales adaptados de la misma. Necesitaba un brazo eclesiástico por así decirlo, para promover sus enseñanzas. Masones de gran seriedad en sus investigaciones y eruditos reconocidos como René Guenón van a desenmascarar la Teosofía. De su fundadora y el movimiento hablaremos brevemente en el próximo apartado. Tanto el término liberal como el término nueva/o que parecen importar tanto en esta época, incluso en lo religioso, hasta llegar a hablar de nuevas iglesias de denominaciones históricas resultan parte de un lenguaje que esconde caprichosas interpretaciones tanto
  18. 18. Vanguardia Luterana | Año 2 |N° 4 20 de la Iglesia, su Liturgia e incluso el intento de la justificación política de ciertas creencias reñidas con la Palabra de Dios en la Biblia. ¡Todo ello bajo la excusa de lo “nuevo” y lo “liberal”! Estos movimientos hasta constituyen “nuevos sínodos episcopales”, como reza la misma Iglesia Católica Liberal en alguna de sus diversas administraciones. Ahora pasaré a presentar lo más brevemente posible a: Madame Blavastky y la Teosofía La Teosofía está en la raíz de la inmensa mayoría de las sectas y movimientos esotéricos y ocultistas modernos; así como, en los pilares doctrinales del movimiento de la Nueva Era y en agrupaciones tan diversas como Nueva Acrópolis, la Iglesia Universal y Triunfante, la Metafísica de Conny Méndez, y claro está, la varias veces nombrada aquí, Iglesia Católica Liberal. La palabra teosofía proviene de dos palabras, teo que significa dios y sofía, que significa sabiduría. Sin embargo, al dios que se refiere Blavatsky, no es el Dios de la Biblia, ni el conocimiento del mismo, sino tal y tanta sabiduría como pudieran poseer los dioses. Ya en el año 2016 escribíó Miguel Pastorino para ALETEIA, un valioso análisis sobre la Teosofía y su fundadora: Helena Petrona Blavastky (Helena Rotterstern) fundadora de la Sociedad Teosófica, la figura más importante (aunque hay otros que merecen también el podio en el ocultismo) del ocultismo moderno, precursora del movimiento New Age y de una ideología esotérica anticristiana. Nacida en Rusia, viajó a varios países, entre ellos: Inglaterra, Canadá, Estados Unidos, la India, pero su viaje al Tíbet parece que sólo fue mental, pues no hay prueba de ello. Precisamente allí fue donde recibió de un supuesto maestro la misión de ser la intermediaria entre “la gran fraternidad” y la humanidad. Influida por una de sus conversas se trasladó a la India para enseñar su doctrina, donde fue desenmascarada como farsante por el Dr. Hodgson por los trucos espiritistas. Apasionada por el espiritismo y el ocultismo elaboró su propia interpretación esotérica de la Biblia, apoyándose en supuestas inspiraciones interiores. Anti-racionalista y anti- cristiana, formó parte de sociedades secretas y fundó, junto al coronel Olcott, la Sociedad Teosófica en 1875 en Nueva York. De vuelta en Europa, en 1884 reorganizó las secciones teosóficas desmanteladas y fundó la revista de habla inglesa «Lucifer» (cuyo nombre ya señala su aversión al cristianismo) y la francesa «Lotus Bleu». Escribe su más importante obra «La doctrina Secreta» e inició en la teosofía a Annie Besant (¡si, la misma “amiga” de nuestros “iluminados” Leadbeater y Wedgwood), secretaria y futura sucesora. En mayo de 1891, sola en su residencia en Londres, alcoholizada y abandonada por la mayoría de sus adeptos, falleció. Sus libros más conocidos son: «Isis develada» y «La Doctrina Secreta». Hasta los propios masones más serios – como ya he dicho - no adhieren a la Teosofía,
  19. 19. Vanguardia Luterana | Año 2 |N° 4 21 aunque en Uruguay y otras partes de América Latina y Central sí los hay adeptos a esta filosofía. Un nombre que escapa un poco a tanto delirio, aunque se conserva dentro del mover esotérico pero un poco más inclinado a la filosofía es Rudolf Steiner, que se apartó de la Teosofía y fundó la Antroposofía, que tiene actualmente influencia también en la medicina. Soy consciente que todo lo expuesto requeriría un espacio mucho más extenso, pero me detengo solo en menciones para no hacer de éste – reitero lo dicho en la Introducción - un libro en lugar de un artículo. Y por dar un poco de aire fresco a tanta vergüenza relatada aquí, vuelvo también a nombrar a René Guenón, un baluarte en su tarea de desenmascarar a la Teosofía. Volviendo a Blavastky, su doctrina revaloriza personajes legendarios e históricos, entremezclados y falseados, desde Saint-Germain hasta Francis y Roger Bacon, desde Rosencreuz hasta Proclo, Platón y Pitágoras, en la que amalgama espiritismo, ocultismo, esoterismo y elementos de diversas religiones y filosofías. Un elemento central es la fe en los «Grandes Maestros» o «Mahatmas» y a las supuestas revelaciones de estos personajes, cuya doctrina ha de ser aceptada sin ninguna clase de reparos. Estas figuras son llamadas «Instructores y Maestros de la Humanidad», miembros de la Gran Fraternidad Blanca, supuesta organización ocultista que gobierna el mundo desde el anonimato y la invisibilidad, custodios de la antigua sabiduría. Blavatsky enseñó que son seres excepcionales con toda clase de poderes especiales (telepatía, transportarse de un lugar a otro del planeta en instantes, etc), que han alcanzado el máximo nivel de evolución. Los teósofos serían intermediarios entre la humanidad y los «Mahatmas». La doctrina teosófica sobre la divinidad es panteísta, entendida como un poder universal, del que todo procede y al que todo vuelve. El dios de la teosofía no es creador. Es un dios que posee un lado material y otro espiritual y la materia es una emanación de él. No hay posibilidad de comunicarse con la divinidad, por lo tanto, la oración no tiene sentido. Es solo al hombre interno, al dios interior, lo que podemos conocer y al que debemos dirigir las oraciones, entendidas como mandatos sobre la propia voluntad. Vemos entonces por qué sostenemos que es precursora de la Nueva Era, religión del Anticristo. Recordemos que anteriormente mencioné a Leadbeater -socio en la formación de la Iglesia Católica Liberal con Wedgwood y de sus rituales caprichosos- conociendo personalmente a Blavastky. Todo se encadena en una misma fuente de confusión. ¡NADIE QUE SE LLAME LUTERANO PUEDE SEGUIR A QUIENES ESTÁN COMPROMETIDOS CON ESTAS DOCTRINAS! Blavatsky sentía desprecio tanto por el cristianismo, como por el judaísmo. Para ella,
  20. 20. Vanguardia Luterana | Año 2 |N° 4 22 el gnosticismo es el verdadero cristianismo, pero no porque creía en Cristo como el Mesías, sino como un principio, una mentalidad a seguir. Es lo que hoy día llaman la conciencia crística. Para los teósofos, Cristo y Buda son sinónimos y hay muchos Budas al igual que hay muchos Cristos. Todos somos cristos. Cabe destacar que muchos que ni siquiera han escuchado el nombre de Blavastky, ni leído sus textos, sufren la evidente influencia de esta doctrina. Emmanuel Swedenborg y la “Nueva Iglesia” Dejamos para el final la figura de Emmanuel Swedenborg, pues está distante de los mencionados, ya que su historia personal no está ligada a escándalos sexuales como los relatados anteriormente. Emmanuel provino de familia luterana – su padre Jesper fue un reputado obispo luterano de Estocolmo, lugar donde nació Emanuel; pero no fue solamente un filósofo, teólogo y científico sueco, sino además un espía – no podemos ser ingenuos y silenciar esta verdad - que en el siglo XVII tuvo mucho trabajo como tal. A los efectos de esta labor, he recibido un material en inglés que rápidamente hice traducir de parte de un investigador que se encuentra escribiendo justamente sobre los movimientos revolucionarios y la masonería y que, providencialmente, se encontraba investigando sobre la figura de este personaje. Me ha solicitado anonimato por lo cual no mencionaré su nombre. Agradezco su generoso aporte que, por su extensión no puedo reproducir por completo acá. Destacaré entonces breves líneas: Desde el momento en que Emanuel Swedenborg visitó Londres por primera vez en 1710- 13, sus actividades estuvieron envueltas en una oscuridad deliberada y en documentos codificados, ya que participó en las conspiraciones franco-suecas-jacobitas que provocaron pesadillas a los reyes hannoverianos de Inglaterra durante toda su vida. Durante sus visitas a la ciudad de Londres, Swedenborg a menudo residía en Queen's Arms Tavern en Wellclose Square, que albergaba una logia afiliada a Francia que acogía a los masones judíos. Su vecino inmediato en la plaza era el Dr. Samuel Jacob Falk, un alquimista y cabalista judío, que llegó a ser venerado y temido como uno de los "superiores desconocidos" de la masonería iluminista. Cabe destacar que la interpretación cabalística del Dr.Falk es muy discutida y no goza de buen concepto general aún en la actualidad, en los centros de estudio de dicha materia. Swedenborg estaba asociado con el "Rito de los Siete Grados", una oscura orden masónica dirigida por Pierre Lambert de Lintot (un ex militar francés, agente jacobita y grabador talentoso), quien inició a muchos visitantes en Londres. Se creía que Emmanuel poseía “secretos cabalísticos” en complejos grabados jeroglíficos que eran buscados por todos los masones de Europa.
  21. 21. Vanguardia Luterana | Año 2 |N° 4 23 Swedenborg mantuvo con éxito su incógnito en Londres hasta la década de 1760, cuando comenzó a recibir muchos admiradores masónicos. En 1769 fue visitado por un grupo de alquimistas —el químico Peter Woulfe, el músico Michael Arne y el arruinado Robert Peacock— quienes discutieron con él la filosofía hermética. Tres años más tarde, Chastanier se enteró de que Swedenborg era el autor de los libros que tanto apreciaba y decidió establecer una sociedad masónica que publicaría y difundiría los escritos de aquel. Uniéndose a los masones que compartían su devoción, Chastanier formó en 1776 la “Sociedad Universal de Londres para la Promoción de la Iglesia de la Nueva Jerusalén”. ¡Aquí hace su aparición la Iglesia de la Nueva Jerusalén! Reitero que no puedo extenderme en tan rico e interesante material de la vida de este personaje, pero lo dicho hasta acá es para relacionar la Iglesia de la Nueva Jerusalén con la masonería que ineludiblemente están unidas en su historia. Lo expuesto a continuación está fundado en un Trabajo de fin de Grado para la Universidad de Castilla – La Mancha, Facultad de Humanidades de Albacete en España, bajo el título “Elementos místico-representativos del pensamiento swedenborgiano en la obra gráfica de William Blake” realizado por Mónica Sánchez Tierraseca bajo la Dirección de Juan Agustín Mancebo Roca y fechado en Albacete, Julio de 2019: Fue un hombre muy inteligente que llegó, acompañado de un gran círculo de científicos e intelectuales a definiciones interesantes que no pueden ser descartadas sin más. Trató temas como la constitución de la materia y la estructura del comportamiento de las partículas elementales, aparejadas siempre a una concepción de naturaleza dualista que determinará parte de su giro ideológico-religioso. Swendenborg vivió ampliamente en su tiempo y enriqueció con sus investigaciones tanto la ciencia como la teología. ¡Le dedicó 56 años de su vida al trabajo científico! Algunos autores sostienen que ya un año antes abandonó dichas investigaciones para sumergirse directamente en el terreno místico. Entre el 24 de Marzo y el mes de Noviembre de 1744, dejará registrados en sus textos un total de 98 sueños y 12 visiones. Buscó en los sueños y visiones respuestas a las preguntas de la existencia y logró establecer claves hermenéuticas sobre las experiencias del Cielo y el Infierno donde afirma haber estado y sobre los habitantes de ambos mundos. La literatura valora inmensamente sus detalles y descripciones y su obra teológica es casi tan extensa como su obra científica y para su comprensión se hacen imprescindibles: De Cultu et Amore Dei (1745); Arcana Coelestia (1749-56); De Coelo et ejius Mirabilibus et de Inferno (1758); Sapientia Angélica de Divino Amore et de Divina Sapientia (1763) y Vera Christiana Religio (1771), entre otros. (Nota personal: Aunque polémico en ciertas afirmaciones que merecerían ser analizadas con detenimiento, no vamos a extendernos en su Teología que en muchos aspectos se alejan del Luteranismo, aunque sí mencionaremos algo sobre la organización que se generó
  22. 22. Vanguardia Luterana | Año 2 |N° 4 24 alrededor de la misma) La “Nueva Iglesia” En realidad, Swedenborg nunca llegó a fundar una iglesia, sino que en una lectura formal de su doctrina del “cristianismo renovado”, sus discípulos constituyeron la Nueva Iglesia. Los lectores de los textos teológicos de Swedenborg, aunque distribuidos por toda Europa, tuvieron mayor aceptación en Suecia, Francia, Alemania e Inglaterra. Desde su emancipación en el 1787 del cristianismo tradicional, su culto no se ha dejado de practicar. Al año 2019, encontramos en plena actividad ciento diecisiete centros eclesiásticos oficiales destinados al culto de esta doctrina, distribuidos por todo el mundo. Contrariamente a lo que la religión oficial postula, Swedenborg nunca estuvo a favor de la fe en los milagros ni de ningún tipo de adivinación, sino que su espiritualidad mística trasciende al defender una religiosidad interior. Esto es, tanto para él como para otros, el primer objetivo de la difusión de su pensamiento: la vuelta a un cristianismo como el practicado antes de los dos concilios de Nicea, puesto que tratar de adivinar el futuro que le depara al hombre, no le permite actuar libremente. Afirmó que nadie tiene la capacidad de saber su porvenir, ni el de otros. La Iglesia, por tanto, adquiere en Swedenborg una “consistencia esencialmente interior y espiritual, máxime cuando su idea de Iglesia está íntimamente ligada a la interpretación del sentido espiritual bíblico”. Desde su postura conciliadora de los mundos natural y espiritual, Swedenborg está convencido de que las religiones institucionales se han encargado de engañar a sus seguidores para alejarlos del mundo espiritual. Les han hecho creer que han nacido en un mundo natural separado del mundo divino, y que son incapaces de percibir otra cosa que no se encuentre en su mundo. En la crítica al cristianismo de su época, defiende la acción de la divina Providencia, compatible con el libre arbitrio con el que nacen los hombres y se forma la realidad, frente al deísmo y naturalismo tradicionales. (Nota personal: No vislumbro en mis estudios aún el horizonte de este libre arbitrio sostenido por Swedenborg, en relación con el pensamiento de Martín Lutero al respecto del mismo). La “Nueva Iglesia” le había sido revelada a Swedenborg en sus visiones, sin embargo, esta se habría establecido en los cielos tras el dictamen del Juicio Final sobre la Iglesia apostólica. En esta “Nueva Iglesia” es donde iba a tener lugar la revelación definitiva del Hijo de Dios como la Humanidad Divina. A pesar de que no es un personaje como los anteriores, sus conceptos sobre el cielo y el infierno lo apartan de lo que la Iglesia Cristiana sostiene en relación a ellos. Sus revelaciones privadas – por llamarlas de algún modo – distan de la Iglesia Luterana y por lo tanto cualquier seguidor que profese sus principios NO PUEDE LLAMARSE LUTERANO.
  23. 23. Vanguardia Luterana | Año 2 |N° 4 25 Reflexión Conclusiva “Ecclesia semprer reformanda”, desde la gesta de Lutero. La pregunta es: ¿Bajo qué parámetros? Sin dudarlo, Lutero nos dirá: ¡El Evangelio! Porque no puede haber Iglesia sin Evangelio. Pero no cualquier Evangelio “creado” por el hombre con “teo-ideologías” como las detalladas arriba, que además resultan escandalosas por la inmoralidad de sus ideólogos fundadores, a lo que hay que agregarles otras surgidas del movimiento conocido como de la Nueva Era. Estos últimos enfatizando el ego y el endiosamiento personal o la relación con el mundo espiritual para sus caprichos. El estudio de lo oculto y “fascinante”, rayando muchas veces con la leyenda elevada a la categoría de verdad y el mito sostenido como dogma, vino a colocarse en primer lugar y – lo que es más grave aún – a reemplazar el estudio de la Sagrada Escritura. Se agrava cuando a la Santa Biblia se la coloca a la misma altura que los libros de otras religiones, citando versos de sus textos como si tuvieran el mismo rigor que la Revelación de la Palabra de Dios. Algunos que se llaman luteranos han abandonado hasta el Credo recibido de los Apóstoles y adoptado un credo esotérico al que atrevidamente le agregan la palabra cristiano y en el que se reafirman las enseñanzas de los personajes mencionados más arriba y que nada tienen que ver con el Padre Martín Lutero. Y bien sabemos que el Padre Martín Lutero no fundó una Iglesia, sino que fue un recuperador del Santo Evangelio. La recuperación llevada adelante por el fraile Martín tuvo como consecuencia la Reforma del siglo XVI. La única referencia para la Iglesia, que es Una, Santa, Católica y Apostólica, es el Evangelio de Nuestro Señor Jesucristo y Éste muerto y Resucitado. ¡Éste es el celo de Lutero que lo hizo arriesgar su vida literalmente y el precio que pagó además de la persecución, la difamación y la burla, fue sentirse el “hombre más odiado de su tiempo”, como él mismo lo dijo! Los “liberales luteranos” al contrario buscan simpatizar con su época. Estar en coincidencia con el tiempo presente en todos los aspectos. Se olvidaron de la misión profética de la Iglesia, que es anunciar el arrepentimiento para el perdón de los pecados y denunciar lo que va contra la Voluntad de Dios expresada en la Sagrada Escritura. Amigos del mundo antes que amigos de Dios. Privilegian ser “políticamente correctos” (con los beneficios que ello supone) antes que ser fermento en la masa, como dice Nuestro Señor Jesús. Toman el nombre de Dios en vano y se esconden cobardemente bajo la denominación de luteranos cuando no hacen otra cosa que aliarse con los disvalores de este tiempo, que cuenta con sus profetas de muerte. Aman más su vida – y así la pierden como dice el Resucitado – y el quedar bien con todos, antes que ser Luz en el mundo. El Pueblo Cristiano todo y los que con sincero corazón buscan a Dios deben saber que éstos NO MERECEN LLAMARSE LUTERANOS. Bien les cabe lo dicho en la Apología de la Confesión de Augsburgo: Todo esto es “Ficción amañada recientemente sin la autoridad de la Escritura y de los Antiguos Escritores de la Iglesia”. Arzobispo Primado Dr. +++Manuel Adolfo Acuña Asociación de Iglesias Evangélicas Luteranas Independientes Hispanoparlantes
  24. 24. Vanguardia Luterana | Año 2 |N° 4 26 Los papas en tiempos de Lutero Hablar de la Reforma Protestante, es evidente que nos lleva, no solamente a tratar la situación de la Iglesia Católica sino también de la sociedad, de la política y de los gobiernos. Es en esa línea tan intrincada y mixtificada, que se enturbiaría y haría muy laberíntica la secuencia que se daba ante los reformadores protestantes. Después de haber tratado, en reflexiones anteriores, ese cesaropapismo donde difícilmente se podría marcar la divisoria de la Iglesia y del Estado, se hace necesaria una disección que con «el bisturí» del historiador y «la sutura» del teólogo pueda ordenarse, como dijera el evangelista Lucas del evangelio, del que fue autor humano. Este sería uno de los motivos de la llamada «Reforma Radical» que entre sus principios se enfatizaría la separación de la Iglesia y del Estado; pero, también la separación del desarrollo institucional de una supra-iglesia, que marcara las líneas a seguir de las iglesias locales compuestas por creyentes, que después de depositar su fe en Cristo, se bautizaban de adultos integrándose en la congregación. La cuestión no sería fácil, pues los creyentes y la iglesia viven en el «Estado»; pero, mantener un equilibrio sería y sigue siendo necesario y saludable. «Dar a césar lo que de césar y a Dios lo que es de Dios» tiene que ver con esa armonía, que no es exactamente una separación, como un entendimiento respetuoso y colaborador donde no se cree una interdependencia nociva. Pensando en esto, creo que, aunque sea su lectura algo tediosa, se hace necesario traer a la mente, a quienes fueron los papas de aquel tiempo en el que vivió Lutero y Carlos V. Quizás esta sección histórica sea suficiente, para después llegar a algunas conclusiones que también nos sean útiles en la actualidad. Estos papas serían: León X, Adriano VI, Clemente VII, Paulo III, Julio III, Marcelo II (tan solo 21 días) y Paulo IV. León X (11 de marzo de 1513 a 1 de diciembre de 1521). Este papa encontraría a su lado al nuevo emperador Carlos V. Maximiliano acababa de morir y tenía que ceder el trono de su imperio, pero dos hijos se lo disputarían, Francisco I de Francia y Carlos I de España. ¿Por quién se decidiría el Papa para apoyar? Los juegos de poder se tienen en cuenta. Inicialmente parece que sería a Francisco I; ya que existía un acuerdo previo después del «galicanismo», período en el que Francia se mantenía independiente de la iglesia. Se realizó el «Concordato de Bolonia» que pondría fin a ese «galicanismo», y que permitiría al rey francés elegir obispos, y el Papa simplemente podría confirmarlos. Pero, viendo León X el poder de Carlos I se decantó finalmente por éste. Efectivamente, ese extravagante «cesaropapismo» se daba de formas muy diversas. El astuto Papa subvencionaría con buena suma de dinero las campañas militares italianas de Carlos V. Esto suponía una deuda para el Rey. Este juego de alterne sería parte de esta modalidad, aunque a veces entraría en complejas encrucijadas de difícil solución. Además, el miedo que podría existir, frente a
  25. 25. Vanguardia Luterana | Año 2 |N° 4 27 los emergentes nacionalismos, puso en el mismo camino a la iglesia de León X y al Imperio de Carlos V. La unidad era una forma de mantener dominio más allá de pequeños pueblos, o de algunas naciones. De la familia de los Medici fue erudito renacentista, amante del arte y de los placeres. Este papa fue el emprendedor del proyecto de la ambiciosa construcción de la Basílica de San Pedro. Instrumento famoso en sus manos sería Johann Tezzel, un monje alemán que fue un entusiasta vendedor de indulgencias para sufragar los gastos de las iniciativas de León X, a costa de un pueblo depauperado y con una débil fe que creaba dependencias y que sería muy manipulable. Este fue el Papa que condenó las 95 de tesis de Lutero, y quien le excomulgaría mediante la bula que Lutero quemaría públicamente, y que se conocía como «Exsurge Domine». Carlos V sería quién convocaría y presidiría la Dieta de Worms, en la que comparecerían el conjunto de los príncipes entre el 28 de enero al 25 de mayo de 1521, finalizando con el Edicto de Worms que condenaría a Lutero como a un delincuente. En la formulación de esta condena estaban los intereses de los poderes eterno y terrenal, es decir de la iglesia y de los reyes, que sabían, que unidos serían más fuertes. Adriano VI (9 de enero de 1522 a 14 de septiembre de 1523). Ni siquiera llegó a un año su jefatura en la iglesia, pero es interesante la forma en la que llegó al sillón papal. Su ilusión no sería llegar a ser Papa, más bien era un estadista. Fue mentor de Carlos I de España y su relación con él sería especial. Fue maestro de Carlos por decisión de su abuelo, Maximiliano de Austria, desde que tenía 6 años y hasta los 16 años de edad. Cuando llegó el momento de asumir el reinado de España, le concedió diferentes privilegios para impulsarlo en la carrera eclesiástica, llegando a ser obispo de Tortosa, y posteriormente inquisidor general de la corona de Aragón y de Castilla después. Así llegaría al solio pontificio. El desarrollo y enfoque de la iglesia y del Imperio seguiría en esa interrelación, si no a veces también interdependencia manifiesta en la Historia. Clemente VII (26 de noviembre de 1523 a 25 de septiembre de 1534). Este sería otro de los papas de la familia Medici, lo que significa que la influencia para llegar al papado era magnífica. Sobrino de Lorenzo el Magnífico y primo del papa León X. Si bien este Papa se coloca inicialmente al lado de una coalición contraria a Carlos I, después de la derrota sufrida («El Saco de Roma» 6 de mayo de 1527) sería él mismo quien llegaría a coronar a Carlos V como emperador del Sacro Imperio Romano Germánico. Paulo III (3 de noviembre de 1534 a 10 de noviembre de 1549). Procedente de la nobleza, concretamente de la familia Farneso, tuvo muchos apoyos en su rápida carrera pontificia. Fue un Papa que practicaría el nepotismo, llegando incluso a nombrar a dos de sus nietos como cardenales. Inicialmente parecía mantenerse neutro entre el posicionamiento con respecto a Francisco I y Carlos V, pero, todo dependía de las ventajas o desventajas políticas. Cuando ambos, reyes llegaron a un acuerdo en Niza, por influencia también de Paulo III (Tregua de Niza, 1538). El tema protestante seguía siendo muy especial en el ámbito espiritual; pero, también en el político. Unas veces la decisión la tomaba Paulo III; pero otras sería Carlos V. El Concilio que se pretendería con el papa anterior Clemente VII, no se llegó a celebrar, y la preocupación de Carlos V por mantener estable sus dominios en general, y en especial los alemanes, le impelía a ello. Paulo III sería quien convocaría este Concilio Ecuménico de Trento, el 13 de diciembre de 1545. Serían diferentes papas los que participarían, ya que fueron 25 sesiones desde 1545 a 1563. Carlos V no llegaría al cierre
  26. 26. Vanguardia Luterana | Año 2 |N° 4 28 del mismo con el papa Pío IV. Paulo III sería el último Papa coetáneo a Lutero, ya que, el reformador protestante moriría el 18 de febrero de 1546. Julio III (7 de febrero de 1550 a 23 de marzo de 1555). Este Papa no era uno de los propuestos y promovidos por Carlos I, sino que más bien su apoyo vendría del Rey francés. Las paces y las beligerancias entre Francia y el Imperio Germánico con el eje de coalición para mantener su política de extensión, no lo recomendaba. Sin embargo, en ese momento se seguía en período de tregua; aunque de frágil bonanza. Rápidamente lo tuvo como buen aliado. Reinició el Concilio de Trento. No hay que olvidar que Trento era un lugar del Imperio Germánico. Trento tenía siempre impronta del emperador de Carlos V, y la Iglesia estaba centrada en estas reformas y debates. Los obispos franceses no asistieron a esta convocatoria de Trento, el rey francés, Enrique II, no lo permitió. Ahora los franceses se replegaban apoyando a los turcos y oponiéndose a Roma. El juego de tronos, ya en esa época jugaba con un tipo de globalización que tenía matices muy interesantes, marcados por la Modernidad y llegando hasta el Nuevo Mundo. Paulo IV (23 de mayo de 1555 a 18 de agosto de 1559) era hijo de condes, de las familias más destacadas de Nápoles, fue impulsado por su tío el cardenal Oliviero al puesto de obispo. Tras el papado de 21 días del papa Marcelo II, ya que este murió repentinamente de un infarto, fue propuesto por el Colegio Cardenalicio como Papa. Cercano a León X colaboró muy fervientemente en contra del protestantismo. Justificó la condena de Lutero, y fue nuncio del papa León X, en España. Carlos V lo promocionó al arzobispado de Bríndisi en 1518. Antes de ser Papa desarrolló una larga carrera en la Iglesia Católica, colaborando con los papas anteriores del tiempo de Lutero y del Emperador Carlos V. Este Papa sería uno de los reformadores destacados dentro de la Iglesia Católica. Paulo IV sería el último de los papas del tiempo de Carlos V, pero, además el único que se manifestó como su enemigo acérrimo. Eso significaba su alianza con el rey francés Enrique II y las nuevas iniciativas para los enfrentamientos y cese de las paces. En esta breve descripción de la situación monárquica de la Iglesia Católica, se manifiesta una clara corrupción donde parece ser muy normal el nepotismo, como notamos con el papa Paulo III y con otros; ya que, aquellos que eran nombrados papas eran familiares o personas muy cercanas a las que tenían el poder para promocionarlos. Se hace notable la corrupción que llevaría a enriquecerse buscando placeres e intereses personales. Los burdeles, los hijos bastardos y un sinfín de extravagancias pecaminosas formaban parte de las desviaciones no solamente de la Iglesia, sino de aquellos que ostentaban el poder. Las 95 tesis de Lutero, que en realidad sería el sentir de pueblos enteros, significarían una denuncia ante todos estos abusos y corruptelas. Esto evidentemente crearía gran resquemor en los líderes que condenarían a aquellos protestantes. Quizás la insidia y el disgusto hacia los papas de aquel tiempo, pueda hacerse manifiesta cuando hablamos de la «Reforma Protestante». Sin embargo, hay que tener en cuenta, sin excusar sus abusos y excentricidades, que el germen de la corrupción con sus diferentes variantes, surge no simplemente en el ámbito de un sistema teológico o doctrinal, sino que tiene un contagio muy sutil, que se puede generar de forma exponencial cuando el poder es ostentado por aquellos que pueden comprar o vender con sus propias «monedas de cambio».
  27. 27. Vanguardia Luterana | Año 2 |N° 4 29 En nuestro tiempo «los papas» que fueron revestidos de infalibilidad o impunidad, pueden representar hoy a todos aquellos, que llegan al poder, en cualquier ámbito. Las alianzas perniciosas del imperio de la iglesia, además se darían en un juego, donde el poder humano era el protagonista, y aún ejerciendo en el nombre de Dios, el Cielo se quedaba muy lejos. Esto nos lleva a ver nuestro tiempo con el cuidado debido. La Iglesia no puede depender de familias especiales, por su nombre o por su poder fáctico, donde unos son elevados al estrado de la espiritualidad y otros deban seguirles y obedecerles. La iglesia debe ser una voz profética para la sociedad y para el Estado, pero sin doblegarse a intereses pactados, que dejen a Dios en segundo lugar. En este punto cabe también un énfasis en uno de los principios que surgirán y de los que seguiremos hablando, como es «el sacerdocio universal de todos los creyentes», sean hombres o mujeres, de un estatus social alto, medio o bajo. Cuidémonos de ese germen de poder corrupto que en todos sitios puede estar acechÆndonos. Juan Manuel Quero Moreno , 20/08/2019.
  28. 28. Vanguardia Luterana | Año 2 |N° 4 30 Cronología de la Reforma 1517 Lutero clava sus 95 tesis en la iglesia de Wittenberg (31 de octubre), adversando la venta de indulgencias. 1518 Lutero es convocado a la Dieta de Ausgsburgo, rehúsa retractarse. 1519 Carlos I de España es nombrado Emperador con el nombre de Carlos V. Lutero cuestiona la infalibilidad papal. Ulrico Zwinglio predica en Zurich, comienza la reforma en Suiza. Muere Leonardo Da Vinci. 1520 Comienzo del movimiento anabaptista en Alemania. León X declara heréticas muchas de las 95 tesis de Lutero. 1521 León X nombra a Enrique VIII de Inglaterra "Defensor de la Fe". Lutero es excomulgado mediante la bula Decet Romanum Pontificem de 3 de enero de 1521. Lutero es expulsado del Imperio por la Dieta de Worms, se refugia en Wartburgo y comienza la traducción de la Biblia al alemán. Ignacio de Loyola comienza a escribir sus "Ejercicios Espirituales". 1522 Lutero regresa a Wittenberg, condena a fanáticos e iconoclastas y termina la traducción del Nuevo Testamento al alemán. La Universidad de Alcalá publica la Biblia Políglota (hebreo, griego y latín). Adriano VI, español, es electo papa, último no italiano que ostentará dicha dignidad, hasta Juan Pablo II (1978). 1524 Los príncipes alemanes protestantes, se reúnen en Ulm para oponerse al Emperador. Tomás Münzer jefea a los campesinos sureños alemanes, que se alzan contra el régimen feudal. Guillermo Tyndale publica, en Colonia y Worms por no permitirle las autoridades hacerlo en Inglaterra, la primera traducción al inglés del Nuevo Testamento. Zwinglio prohíbe la misa católica en Zurich. 1525 Se suprime la rebelión de los campesinos en el sur de Alemania, Münzer es ejecutado. Lutero contrae nupcias con Catalina Bora. 1526 Lutero instituye la Misa Germánica. Los anabaptistas se establecen en Moravia. Persecución a los judíos en Hungría. 1527 Saqueo de Roma por Carlos V, mueren cuatro mil personas, el papa se refugia en Castel Sant'Angelo. Francisco Vitoria enseña en Salamanca sobre la moralidad de la Conquista. Muere Nicolás Maquiavelo. Reforma luterana en Suecia. Se funda la primera universidad protestante en Marburgo.
  29. 29. Vanguardia Luterana | Año 2 |N° 4 31 1528 Enrique VIII explica a los nobles londinenses las razones para pedir la anulación de su matrimonio con Catalina. Melanchton sugiere una reforma de la educación alemana. Comienza la reforma en Escocia, la reforma se adopta en Berna. 1529 Los turcos invaden Austria y sitian Viena, pero deben levantar el sitio. En la Dieta de Espira, una minoría luterana protesta contra la decisión de la mayoría católica, por lo que serán llamados protestantes. Disputa entre Lutero y Zwinglio sobre la eucaristía en Marburgo 1530 Dieta de Augsburgo: se suscribe la Confesión de Augsburgo, redactada por Melanchton, y se forma la liga de príncipes protestantes llamada de Esmalcalda para enfrentar al Emperador y sus aliados. Reforma luterana en Dinamarca. 1531 Enrique VIII es reconocido como cabeza suprema de la Iglesia anglicana. Guerra entre protestantes y católicos en Suiza, Zwinglio muere en la batalla de Kappel. Primera edición completa de las obras de Aristóteles, por obra de Erasmo. Se establece la Inquisición en Portugal, se crea el obispado de Nicaragua. 1532 El clero inglés acepta como cabeza al Rey. Publicación (póstuma) de El Príncipe de Maquiavelo (escrita en 1513). Calvino establece la reforma en Francia. 1533 Cranmer, arzobispo de Cantórbery, declara nulo el matrimonio de Enrique VIII y legales las nupcias con Ana Bolena; el papa excomulga al rey. Nace la futura Isabel I de Inglaterra. 1534 Los anabaptistas establecen un estado comunista en Münster, Westfalia. Se promulga el Acta (Ley) de Supremacía en Inglaterra, que erige al rey en cabeza de la iglesia. Ignacio de Loyola funda la Compañía de Jesús. Lutero completa la traducción de la Biblia al alemán. 1535 El clero inglés abjura la autoridad del papa; Tomás Moro es ejecutado (canonizado en 1953). Münster capitula ante las tropas de Hesse, los anabaptistas son erradicados y su caudillo Leiden torturado y muerto. Se fundan las ursulinas por Ángela Merici. Se prohíbe el estudio del derecho canónico en Cambridge. 1536 Muere Catalina de Aragón, Ana Bolena es ejecutada, Enrique VIII toma por esposa a Jane Seymour. Se declara nula la autoridad del papa en Inglaterra, por el Parlamento inglés. Calvino publica sus "Instituciones Cristianas". Muere Erasmo de Rotterdam. En Inglaterra se disuelven, por decreto real, 376 casas religiosas. 1537 Muere Jane Seymour después de dar a luz a Eduardo, futuro Eduardo VII. El papa Pablo III declara que los indios americanos tienen derecho a la libertad y a la propiedad. 1538 Calvino es desterrado de Ginebra y se establece en Estrasburgo. Destrucción de reliquias y santuarios en el sur de Inglaterra. 1539 Enrique VIII pública la Gran Biblia en inglés (sigue en mucho la traducción de Tyndale de 1525). Primera imprenta en América, en ciudad de México. 1540 Enrique VIII desposa a Ana de Cleves, posteriormente el matrimonio es anulado y
  30. 30. Vanguardia Luterana | Año 2 |N° 4 32 Enrique desposa a su quinta mujer, Catalina Howard. 1541 Enrique VIII es nombrado rey de Irlanda y jefe de la iglesia irlandesa. Suleiman I conquista Buda y se anexa Hungría. Calvino regresa a Ginebra Juan Knox jefea la reforma calvinista en Escocia (en 1547 será desterrado y regresará en 1560). 1542 La reina Catalina Howard es ejecutada. El papa Pablo III establece la Inquisición en Roma. Francisco Javier llega a la India. 1543 Enrique VIII se casa con Catalina Parr su sexta y última esposa. El papa Pablo III publica el Index librorum prohibitorum. 1544 Pablo III convoca un concilio general que se celebrará en Trento al año siguiente. Se funda la Universidad de Könisberg. 1545- 63 Comienza el Concilio de Trento (se suspende en 1547, reinicia en 1551, se suspende en 1552, reinicia en el 1562 y termina en diciembre de 1563). 1546 Muere Martín Lutero. Estalla la guerra entre el Emperador y la Liga Esmalcaldica. Los turcos ocupan Moldavia. 1547 Asciende Eduardo VI al trono inglés. Inquisición en Francia. 1548 Se publican los "Ejercicios Espirituales" de Ignacio de Loyola; Francisco Javier funda una misión en Japón. 1549 Primer Libro de Plegarias ("Prayer Book") anglicano. Misiones jesuitas en Sur América. 1551- 94 Palestrina en Roma, desde 1570 compositor en la capilla pontificia (más de 100 misas). 1551 Se funda la Universidad de San Marcos (Lima, Perú), primera de América. 1552 Fray Bartolomé de las Casas denuncia el maltrato a los indios en Indias. Segundo Libro de Plegarias ("Prayer Book") anglicano. 1553- 8 Reacción católica en Inglaterra, bajo María Tudor (en 1554 se unirá en matrimonio con Felipe, hijo de Carlos V y futuro Felipe II de España; la reina morirá en 1558). 1555 Paz de Augsburgo: cuius regio eius religio.
  31. 31. Vanguardia Luterana | Año 2 |N° 4 33 +IN NOMINE PATRIS, ET FILLI, ET SPIRITUS SANCTI ++SANCTISSIMAE TRINITATIS, AMEN+ Nos, Dr. ++ Manuel Adolfo Acuña, por la Providencia de Dios y su Iglesia, que es Una, Santa, Católica y Apostólica, Legítimo Sucesor de los Apóstoles, Arzobispo Primado de la Asociación de Iglesias Evangélicas Luteranas Independientes Hispanoparlantes (AIELIH); en virtud de las prerrogativas y autoridad derivadas de la Palabra de Dios y la tradición de los Santos Apóstoles: CONSIDERANDO Primero. Que la Asociación de Iglesias Evangélicas Luteranas Independientes Hispanoparlantes (AIELIH), es fiel heredera de la Asociación de Iglesias Evangélicas Luteranas Independientes, organización fundada por el Padre Obispo Dr. +Pedro Bravo Guzmán (Q.E.P.D.), el Reverendo Obispo Dr. Peter Paul Brennan (Q.E.P.D.) y el Reverendo Obispo Francis Spataro (Consagrantes en legítima Sucesión Apostólica del suscrito). Segundo. Que, en el seguimiento de la voluntad de la línea fundadora con los documentos que así lo ratifican seguimos trabajando hoy para toda América Hispanoparlante desde las oficinas de Argentina y el Reino de España. Tercero. Que la AIELIH es una expresión de comunión de Iglesias Luteranas que conservan su total independencia y administración, y que favorecen mutuamente el intercambio de todo aquello que enriquece a la Iglesia en particular, a todo el Pueblo de Dios, especialmente en el área educativa y en la difusión de actividades tanto solidarias como las que requieren del compromiso de nuestro Bautismo y de las originales Misiones que Dios puso en las Iglesias particulares. Cuarto. Que el Consejo de Obispos de la Asociación de Iglesias Evangélicas Luteranas Independientes Hispanoparlantes (AIELIH), presidido por el Arzobispo Mons. Dr. ++ Manuel Adolfo Acuña, con la finalidad de establecer criterios de unificación doctrinal y confesional; así como, normar el funcionamiento de las organizaciones eclesiásticas y personas que la integran con la finalidad de mantener la sana enseñanza de la Iglesia Una, Santa, Católica y Apostólica establece los siguientes criterios básicos de funcionamiento normativo por el cual toda persona u organización miembro ha de regir su vida, conducta o accionar dentro de la AIELIH. DECRETA Las siguientes normas estatutarias por las cuales toda persona u organización miembro ha de regir su vida, conducta o accionar dentro de la AIELIH. ASOCIACIÓN DE IGLESIAS EVANGÉLICAS LUTERANAS INDEPENDIENTES HISPANOPARLANTES CERTIFICADO DE INSCRIPCIÓN N° 3196-DIRECCIÓN NACIONAL REGISTRO DE CULTOS-CANCILLERÍA REPÚBLICA DE ARGENTINA
  32. 32. Vanguardia Luterana | Año 2 |N° 4 34 CAPÍTULO I CONSTITUCIÓN Y DECLARACIÓN DE FE Artículo 1. Domicilio. La AIELIH tiene domicilio legal en Sudamérica 2235 de la localidad de Santos Lugares, Partido de Tres de Febrero, Provincia de Buenos Aires en la República Argentina (C.P. 1676). Sin embargo, podrá establecer extensiones, oficinas, delegaciones misionales, sucursales en otros países, poseyendo a la fecha de la aprobación del presente Estatuto una Oficina Administrativa en la calle Mayor de Ramón y Cajal N° 24 -piso 1° Dpto. B (CP. 03300) Orihuela, Alicante-España. Artículo 2. Marco Jurídico. La AIELIH es una Asociación de Iglesias, de derecho privado, de finalidad religiosa y autónoma; que se somete a lo establecido en estos estatutos, su Reglamento Interno y su código de convivencia; así como también por la Declaración de Fe, Enseñanzas, Disciplina y Gobierno que rige la AIELIH. Artículo 3. Sobre el Patrimonio. La AIELIH no posee ninguna propiedad. Cada congregación o iglesia nacional es dueña de sus propiedades o responsable de los espacios que ocupa, gobierna sus asuntos y financia sus operaciones. Artículo 4. La AIELIH es una entidad sin fines de lucro y no tiene carácter político partidista. Conforma una organización que reúne a varias Iglesias miembros tanto en territorio de la sede como en otros países cuyas Iglesias sean aceptadas como miembros. Artículo 5. Declaración de Fe. La Asociación de Iglesias Evangélicas Luteranas Independientes Hispanoparlantes (AIELIH) reconoce y acepta sin ninguna reserva: a. Las enseñanzas de nuestro Señor Jesucristo, sus apóstoles y los primeros siete concilios ecuménicos de la Iglesia indivisa. b. Las escrituras proféticas y apostólicas del Antiguo y Nuevo Testamento como la única regla y norma según la cual todo dogma junto con todos los maestros deben analizarse y juzgarse. c. Las escrituras simbólicas de la Iglesia Luterana como una verdadera y pura declaración y exposición de la Palabra de Dios en el Libro de Concordia (1580). d. Los tres símbolos principales de la fe: el Credo Apostólico, el Credo Niceno y el Credo de Atanasio; la Confesión de Augsburgo (1530); la Apología de la Confesión de Augsburgo (1531); los Artículos de Esmalcalda (1537); el Tratado sobre el poder y primacía del Papa (1537); el Catecismo Menor (1529); el Catecismo Mayor (1529) y la Fórmula de Concordia (1577). Artículo 6. La AIELIH velará directamente por el cumplimiento de la posición teológica y doctrinal; así como, la paz interna de las organizaciones miembro sin que sea necesaria solicitud de la institución miembro involucrada. Artículo 7. La finalidad de la AIELIH es ser una comunión de Iglesias unidas en ejercicio del derecho de libre asociación, para defender la libertad religiosa, la proclamación de la fe cristiana, celebrar las ordenanzas litúrgicas en unidad de culto, mantener la vida cristiana, promover la unidad de los cristianos y trabajar por la construcción de una sociedad de paz, justicia y equidad, guardando las enseñanzas del Padre Dr. Martín Lutero. La AIELIH procurará contribuir con las familias y personas en cuanto a su bienestar, interviniendo
  33. 33. Vanguardia Luterana | Año 2 |N° 4 35 activamente en causas de disfunción familiar, violencia intrafamiliar, abusos de toda índole, problemas de drogadicción, problemas de alcoholismo, medioambiente, defensa de los derechos humanos, etc., incentivando el desarrollo comunitario y la expansión del evangelio mediante la educación y formación en todo nivel, en base a sus principios y valores centrados en la fe, esperanza y caridad, sin discriminación por religión, raza, condición social, económica u orientación sexual. Artículo 8. Para el cumplimiento de sus fines, la AIELIH está facultada para: a. Establecer su propia organización y jerarquización. Es decir, designar a sus correspondientes representantes, quienes serán elegidos de forma libre, previa selección y aprobación por parte del Consejo de Obispos o con decisión expresa del Arzobispo Primado y conocimiento de los obispos, en la forma que establezca el reglamento interno y estos estatutos. b Constituir y dirigir autónomamente sus propios institutos de formación bíblica, teológica, de formación exorcística y ayuda social. Así como, constituir escuelas, colegios, universidades para la emancipación de los pueblos. c.Escribir, publicar, y usar libremente sus libros, revistas, frecuencias radiales y televisivas que posea, etc.; más órganos de comunicación o expresión y otras publicaciones relacionada con su labor. d.Participar en labores de construcción de paz, procurando palear el sufrimiento en caso de desastres, conflictos bélicos, sociales o culturales. e.Crear asociaciones, fundaciones e instituciones que crea conveniente conforme a sus objetivos. f.Incentivar a sus miembros a desarrollar proyectos de asistencia social a favor de los más necesitados. g.Celebrar por parte de sus Iglesias miembros, con pleno reconocimiento de unidad sacramental y doctrinal, los sacramentos reconocidos en la Declaración de Fe, Enseñanzas, Disciplina y Gobierno que rige en la AIELIH. h.Reconocer las ordenes sagradas de hombres y mujeres, conferidas por las Iglesias miembros, y otorgadas por autoridades competentes que sean parte de la AIELIH y que no hayan sido separadas de la comunión. CAPÍTULO II ORGANIZACIÓN Y FUNCIONAMIENTO Artículo 9. Son miembros de la AIELIH todos los ministros ordenados, las parroquias, sociedades de ayudas y santas órdenes que creen, enseñan, confiesan y admiten sin reserva la posición teológica y doctrinal de la AIELIH, previa solicitud y aceptación de la misma por parte del Consejo de Obispos de AIELIH. Artículo 10. Todos los ministros y organizaciones eclesiásticas que conforman la AIELIH cumplen sus funciones como un cuerpo de voluntarios. Artículo 11. Para ser miembros de la AIELIH el interesado presentará solicitud, acompañada de su hoja de vida y documentos que acrediten su formación y experiencia en el campo eclesiástico. En caso de ministros ordenados su caso será analizado por el Consejo de Obispos y se admitirá como miembro con la sanción definitiva de parte del Arzobispo primado.
  34. 34. Vanguardia Luterana | Año 2 |N° 4 36 Artículo 12. Los miembros de AIELIH podrán ser excomulgados por las siguientes causales: a. Pecado persistente. Se entiende como conductas que van en contra de la palabra de Dios como: adulterio, fornicación, inmundicia, incesto, sodomía, zoofilia, robar, matar, idolatría y hechicerías, pleitos, celos, iras, contiendas, envidias, homicidios, borracheras, orgías, consagradas en las sagradas escrituras y que van en contra de los principios y la doctrina de la palabra de Dios. (Gálatas 5:19). b. En forma tácita, en caso que el miembro se aparte libre y voluntariamente y no se pronuncie sobre su pertenencia a la AIELIH en el plazo de tres (3) meses contados desde la última actividad realizada como miembro. c. Desobediencia grave, que se aplica en casos graves de desobediencia a las normativas de la AIELIH, faltas reincidentes de disciplina que afecten a la moral de la comunión. Artículo 13. Todos los casos de excomunión serán evaluados y resueltos por el Consejo de Obispos, con derecho al debido proceso de defensa, resolución sobre la cual no existirá apelación. Artículo 14. El gobierno de la AIELIH está representado por (a) el Consejo de Obispos y (b) la Junta Administrativa. Artículo 15. El Consejo de Obispos está constituido por: (a) el arzobispo primado y (b) los obispos de las Iglesias miembro de AIELIH. Artículo 16. El arzobispo primado tiene la responsabilidad de: (a) representar jurídica y administrativamente a la AIELIH, (b) servir como fortaleza espiritual al Consejo de Obispos y (c) defender y propiciar la unidad de los integrantes de AIELIH. Artículo 17. La Junta Administrativa está integrada por el Arzobispo Primado, un Obispo Auxiliar y un Secretario o Secretaria. Artículo 18. El clero y su organización primaria de pertenencia no puede tener credenciales o hacerse miembro de otra institución u organización eclesiástica. Cuando cualquier clero o institución se asocie o profese cualquier práctica religiosa fuera de la AIELIH y haga caso omiso al llamado de corrección por parte del Consejo de Obispos de la AIELIH perderá todas las prerrogativas y potestades que se le hayan concedido. Artículo 19. La AIELIH no es responsable de las acciones o conducta contrarias a las leyes por parte de sus miembros, y cualquier acción que afecte la dignidad, doctrina y práctica cultica defendida por la AIELIH será analizada por el consejo de obispos y quedará a decisión del comité de disciplina que se creare para el efecto; comité presidido por el Arzobispo Primado. Artículo 20. Son deberes de los miembros de la AIELIH: a. Obtener sus credenciales ministeriales, portarlas en todo tiempo y lugar y actualizarlas en la forma y tiempo que sea exigible. b. Participar con voz y voto en la Asamblea General, de conformidad a lo prescrito en estos estatutos. c. Informar a la AIELIH de los actos que se planifiquen y ejecuten en las Iglesias particulares, además de participar en las reuniones y actos organizados por la AIELIH.
  35. 35. Vanguardia Luterana | Año 2 |N° 4 37 d. Proponer por escrito los proyectos de interés para las Iglesias particulares y para el beneficio de la AIELIH. e. Remitir informe de los registros de sacramentos y ordenaciones ministeriales al Arzobispo Primado con el fin de que se asienten en la sede de la AIELIH. Artículo 21. Prohibiciones de los Miembros. A los miembros les está prohibido: a. Promulgar o predicar una doctrina diferente a la establecida en las sagradas escrituras, incurriendo de esta manera en apostasía. b. Utilizar el nombre de la AIELIH para fines y beneficios personales o de terceros. c. Incurrir en irrespeto y falta de sujeción a los órganos representativos y las autoridades de la AIELIH. d. Incurrir en forma reiterada y sin dar muestras de cambio alguno en división, chismes y contiendas dentro y fuera de la AIELIH. e. Utilizar los bienes muebles o inmuebles que pudiere llegar a tener la AIELIH, para uso y beneficios personales o de terceros. f. Incumplir o no someterse a las disposiciones consagradas en la Ley; los estatutos; reglamento interno; la declaración de fe, enseñanzas, disciplina y gobierno que rige en la AIELIH; y, manuales de procedimientos, liturgia, código de convivencia y reglamento interno. g. Incumplir o no acatar las decisiones del Consejo de Obispos. Artículo 22. El Consejo de Obispos es la autoridad máxima de la AIELIH presidida por el Arzobispo Primado e integrada por los obispos de las Iglesias que forman parte de la AIELIH. En los países en que no existan obispos pueden nombrarse Vicarios Episcopales con la finalidad de constituir iglesias nacionales. Los Vicarios forman parte del Consejo de Obispos, con voz y voto. Artículo 23. El Consejo de Obispos se reunirá de forma ordinaria una vez al año y en forma extraordinaria cuando el Arzobispo Primado lo considere conveniente. La convocatoria para la reunión Ordinaria o Extraordinaria se efectuará con la debida anticipación a la sesión, mediante convocatoria escrita, correo electrónico o por teléfono. De no contarse en la fecha y hora prevista para la reunión ordinaria o extraordinaria con la asistencia de la mitad más uno de sus integrantes se podrá instalar después de una hora con el número de asistentes acreditados para la Asamblea General. Artículo 24. Corresponde al Consejo de Obispos: a. Dictar las normas y disposiciones que rijan a la AIELIH, reformar estatutos, elaborar y reformar el reglamento interno. b. Nominar, elegir y reelegir a la Junta Administrativa. c. Cumplir y hacer cumplir los presentes estatutos; los reglamentos internos; la declaración de fe, enseñanzas, disciplina y gobierno que rige en la AIELIH; así como, manuales de procedimiento que se crearen. d. Conocer y aprobar los balances anules presentados por la Junta Administrativa, en casos de donaciones nacionales o internacionales. Artículo 25. La Junta Administrativa es el organismo ejecutor de las resoluciones del Consejo de Obispos y tiene facultades para resolver los asuntos administrativos y económicos que se presentaren.
  36. 36. Vanguardia Luterana | Año 2 |N° 4 38 Artículo 26. Los miembros de la Junta Administrativa serán elegidos por el Consejo de Obispos para períodos de cinco años o hasta que se nombre sucesores, con excepción del Arzobispo Primado, pudiendo ser reelegidos por un periodo adicional. Artículo 27. Corresponde a la Junta Administrativa: a. Convocar a las sesiones del Consejo de Obispos. b. Ejecutar las resoluciones del Consejo de Obispos. c. Cumplir y hacer cumplir el presente estatuto y demás disposiciones reglamentarias. d. Cumplir por todos los medios posibles y legales con las finalidades de la AIELIH, y supervisar las misiones, comunidades, fraternidades, seminarios, institutos y más que formen parte de la AIELIH por membresía de las Iglesias particulares. e. Presentar por medio del Obispo Auxiliar el informe anual de gestión y el cumplimiento del plan estratégico, realizando de ser necesario propuestas para el mejor desarrollo de los fines que busca la AIELIH. h. Crear, dirigir y supervisar los diversos proyectos que se pongan en marcha para el desarrollo eficaz de los fines de la AIELIH. i. La Junta Administrativa sesionará ordinariamente una vez al mes o cuando lo considere necesario en la fecha que se convenga previamente. Artículo 28. En caso de ausencia definitiva del Obispo Auxiliar, el Consejo de Obispos designará de entre sus miembros un sustituto para que concluya el periodo para el cual fue designado el titular. Artículo 29. El Secretario o Secretaria es la persona elegida por el Consejo de Obispos para un período de 5 años. Para ser Secretario se requiere ser Ministro, debidamente acreditado y encontrarse en el cumplimiento de sus funciones, ser de buen testimonio dentro y fuera de la Iglesia; además deberá reunir los requisitos que determinen la ley y su reglamento. Artículo 30. Corresponde al Secretario o Secretaria: a. Llevar al día el libro de actas y resoluciones de las reuniones de la Junta Administrativa y el Consejo de Obispos. b. Llevar un registro detallado de todos los miembros que conforma la AIELIH. c. Conservar el archivo en debida forma, así como, las comunicaciones recibidas como las enviadas. CAPÍTULO III ORDENACIÓN AL SANTO MINISTERIO Y CONSAGRACIONES DE OBISPOS Artículo 31. Toda ordenación al santo ministerio; así como, las Consagraciones de Obispos debe ser realizada por miembros activos de AIELIH, previo cumplimiento de los requisitos exigidos. Artículo 32. Los Obispos y Vicarios podrán usar una credencial emitida por la AIELIH, firmada y sellada por el Arzobispo Primado de la AIELIH. Artículo 33. En las regiones o países miembros de AIELIH que no existan Obispos, la AIELIH nombrará Vicarios mientras se Consagran los Obispos respectivos.

×