Successfully reported this slideshow.
We use your LinkedIn profile and activity data to personalize ads and to show you more relevant ads. You can change your ad preferences anytime.
Columnas de opinión y Comunicados de Prensa sobre la
tragedia del sur del Atlántico, publicados por el Senador
José David ...
Índice
Columnas de opinión
1 - Hay que declarar la calamidad pública en los pueblos ribereños -------------------------08
...
11 - Lo que municipios y distritos deben hacer luego de un invierno sin antecedentes--28
12 - Primero está el sur del Atlá...
22- El Sur del Atlántico no puede seguir siendo un campo de vacas muertas----------------------------52
23- A propósito de...
30 - Comunicado a la opinión pública en el Departamento de Atlántico ----------------------------------63
31 - Mal gobiern...
38 - Gobernador Verano dejó que otro Invierno terminara de enterrar al Sur del
Atlántico, dice el Senador José David Name ...
46 - Por iniciativa del Senador José David Name, Comisión V del Senado sesionará en el
Sur del Atlántico para debatir la r...
En la Costa Caribe y otras importantes zonas de la República millares de personas se encuentran
damnificadas. Se contabili...
En el Atlántico el fuerte invierno también causa notorias pérdidas a los agricultores y ganaderos,
por la inundación de ex...
Las imágenes que a diario nos muestran los periódicos y la televisión, así como las voces llenas de
dolor y angustia que n...
Unidad es vital para ayudar a los damnificados
Lunes, 13 de Diciembre de 2010
De manera peligrosa e injusta, en Colombia h...
Son incapaces de decir que hay una gran mayoría de políticos que se comporta a la altura de los
desafíos nacionales, como ...
El drama de las lluvias no es responsabilidad de ninguna de las tres ramas del poder público, pero
en el caso de la legisl...
Por esta razón durante la última sesión de la Plenaria del Senado de la República al finalizar el
primer periodo de la pre...
Hoy más que nunca creo que es necesario humanizar los procedimientos técnicos del gobierno
central, porque en unos casos s...
registran 300 personas muertas, 289 heridas, 59 desaparecidas, 3.614 viviendas destruidas y
316.114 viviendas averiadas.
D...
No podemos equivocarnos. La Costa Caribe debe presentarse monolíticamente ante el Gobierno
Central, de la mano de sus Sena...
Comparto la tesis de quienes afirman que luego de esta emergencia invernal se presenta una
oportunidad para poder avanzar ...
tan importante en que estamos comprometidos todos”, dijo el Presidente Santos en su llamado a
la fiscalización de la nueva...
Con la declaratoria de emergencia económica, social y ecológica, el Ejecutivo se ha dotado de un
marco normativo excepcion...
Ayuda a los damnificados sin politiquería
Lunes, 31 de Enero de 2011
A los cuadros de horror, pobreza y miseria generados ...
afectados, cuidando que quienes queden anotados sean realmente los ciudadanos desamparados.
Hay que proceder correctamente...
El otro enemigo de los damnificados por la ola
invernal
Lunes, 28 de Marzo de 2011
El Gobierno Nacional, previa evaluación...
diagnósticos.
Aquí los damnificados tienen otro enemigo, quizá más apabullante que la misma corrupción y es la
ineficienci...
Las 7 palabras de Cristo en la tragedia del Sur
del Atlántico
Lunes, 18 de Abril de 2011
Colombia vive un gran momento en ...
Es la esperanza que abrigamos para superar pronto el hacinamiento y el trato indigno que reciben
los millares de damnifica...
Lunes, 30 de Mayo de 2011
Por estos días nos ocupamos en el Congreso de la República, entre otros temas de gran impacto
en...
En medio de la angustiosa situación invernal que vive el país, hemos podido verificar que en pocos
municipios se han lleva...
afectada, ese es el Gobernador Eduardo Verano de la Rosa.
Lo afirmo sin ningún tipo de oportunismo político ni electoral n...
de enfrentar los desafíos que implica la tragedia de las inundaciones. Y no creo que pueda hacerlo
en los escasos cinco me...
municipios de Manatí, Santa Lucía, Candelaria, Campo de la Cruz y Repelón, que conforman en
el Sur del Atlántico una de la...
contratación de la evacuación de las aguas?, ¿Cuál es el inventario de los proyectos para la
reconstrucción del Sur del At...
Hago estas reflexiones para referirme a un hecho que me sorprende porque hemos llegado a tal
punto de anormalidad en nuest...
Ahora en el Atlántico los pájaros les disparan a las escopetas. Al Gobernador le disgusta que los
congresistas tengamos cr...
- Mostrar cuáles son realmente los recursos con que cuenta cada municipio para el pago de los
subsidios y la voluntad de c...
Pero es importante advertir que el cronograma de obra se hará realidad en la medida en que la
Gobernación del Atlántico ac...
conocimientos en la materia. De lo que hasta ahora se ha concertado, Planeación Nacional ha
dicho que podría convertirse e...
- ¿Qué vamos a hacer con la creciente inseguridad en los municipios y la frecuente presencia de
jóvenes en actividades del...
Por el bien del Presidente, Germán Cardona
debe irse del Ministerio de Transporte
Lunes, 07 de Mayo de 2012
Cuando se está...
A mí no me cabe en la cabeza ni le encuentro un asomo de sensatez a la actitud del Ministro de
Transporte, que además en e...
conveniente que dé un paso al lado, se retire con dignidad y asuma que ser Ministro de Transporte
es algo muy distinto a m...
Verano entregó en quiebra las finanzas de
nuestro Atlántico
Martes, 22 de Mayo de 2012
El ex Constituyente Eduardo Verano ...
necesidad de financiar el programa de agua potable y saneamiento básico, la ejecución del
proyecto alimentario, el desarro...
El Sur del Atlántico reclama rendición de
cuentas sobre obras
Lunes, 04 de Junio de 2013
Quienes presenciamos de cerca y s...
un recinto cerrado para trasladarlo a un espacio abierto a la comunidad que es la que más debe
conocer ese informe. Las ci...
Quiero creer que obras de la reconstrucción del
Sur estarán listas en el 2013
20 de julio de 2013
El 30 de noviembre de 20...
evidente de que casi tres años después tengamos aún a muchas familias damnificadas en estado
de mendicidad.
El Fondo de Ad...
Tragedia del sur del atlántico columnas de opinión y comunicados
Tragedia del sur del atlántico columnas de opinión y comunicados
Tragedia del sur del atlántico columnas de opinión y comunicados
Tragedia del sur del atlántico columnas de opinión y comunicados
Tragedia del sur del atlántico columnas de opinión y comunicados
Tragedia del sur del atlántico columnas de opinión y comunicados
Tragedia del sur del atlántico columnas de opinión y comunicados
Tragedia del sur del atlántico columnas de opinión y comunicados
Tragedia del sur del atlántico columnas de opinión y comunicados
Tragedia del sur del atlántico columnas de opinión y comunicados
Tragedia del sur del atlántico columnas de opinión y comunicados
Tragedia del sur del atlántico columnas de opinión y comunicados
Tragedia del sur del atlántico columnas de opinión y comunicados
Tragedia del sur del atlántico columnas de opinión y comunicados
Tragedia del sur del atlántico columnas de opinión y comunicados
Tragedia del sur del atlántico columnas de opinión y comunicados
Tragedia del sur del atlántico columnas de opinión y comunicados
Tragedia del sur del atlántico columnas de opinión y comunicados
Tragedia del sur del atlántico columnas de opinión y comunicados
Tragedia del sur del atlántico columnas de opinión y comunicados
Tragedia del sur del atlántico columnas de opinión y comunicados
Tragedia del sur del atlántico columnas de opinión y comunicados
Tragedia del sur del atlántico columnas de opinión y comunicados
Tragedia del sur del atlántico columnas de opinión y comunicados
Tragedia del sur del atlántico columnas de opinión y comunicados
Tragedia del sur del atlántico columnas de opinión y comunicados
Tragedia del sur del atlántico columnas de opinión y comunicados
Tragedia del sur del atlántico columnas de opinión y comunicados
Tragedia del sur del atlántico columnas de opinión y comunicados
Tragedia del sur del atlántico columnas de opinión y comunicados
Tragedia del sur del atlántico columnas de opinión y comunicados
Tragedia del sur del atlántico columnas de opinión y comunicados
Tragedia del sur del atlántico columnas de opinión y comunicados
Tragedia del sur del atlántico columnas de opinión y comunicados
Tragedia del sur del atlántico columnas de opinión y comunicados
Tragedia del sur del atlántico columnas de opinión y comunicados
Tragedia del sur del atlántico columnas de opinión y comunicados
Tragedia del sur del atlántico columnas de opinión y comunicados
Tragedia del sur del atlántico columnas de opinión y comunicados
Tragedia del sur del atlántico columnas de opinión y comunicados
Upcoming SlideShare
Loading in …5
×

Tragedia del sur del atlántico columnas de opinión y comunicados

561 views

Published on

He aquí un compendio de la gestión desarrollada por el Senador José David Name Cardozo frente a la tragedia del Sur del Atlántico.

Published in: News & Politics
  • DOWNLOAD THIS BOOKS INTO AVAILABLE FORMAT (2019 Update) ......................................................................................................................... ......................................................................................................................... Download Full PDF EBOOK here { https://soo.gd/irt2 } ......................................................................................................................... Download Full EPUB Ebook here { https://soo.gd/irt2 } ......................................................................................................................... Download Full doc Ebook here { https://soo.gd/irt2 } ......................................................................................................................... Download PDF EBOOK here { https://soo.gd/irt2 } ......................................................................................................................... Download EPUB Ebook here { https://soo.gd/irt2 } ......................................................................................................................... Download doc Ebook here { https://soo.gd/irt2 } ......................................................................................................................... ......................................................................................................................... ................................................................................................................................... eBook is an electronic version of a traditional print book THIS can be read by using a personal computer or by using an eBook reader. (An eBook reader can be a software application for use on a computer such as Microsoft's free Reader application, or a book-sized computer THIS is used solely as a reading device such as Nuvomedia's Rocket eBook.) Users can purchase an eBook on diskette or CD, but the most popular method of getting an eBook is to purchase a downloadable file of the eBook (or other reading material) from a Web site (such as Barnes and Noble) to be read from the user's computer or reading device. Generally, an eBook can be downloaded in five minutes or less ......................................................................................................................... .............. Browse by Genre Available eBooks .............................................................................................................................. Art, Biography, Business, Chick Lit, Children's, Christian, Classics, Comics, Contemporary, Cookbooks, Manga, Memoir, Music, Mystery, Non Fiction, Paranormal, Philosophy, Poetry, Psychology, Religion, Romance, Science, Science Fiction, Self Help, Suspense, Spirituality, Sports, Thriller, Travel, Young Adult, Crime, Ebooks, Fantasy, Fiction, Graphic Novels, Historical Fiction, History, Horror, Humor And Comedy, ......................................................................................................................... ......................................................................................................................... .....BEST SELLER FOR EBOOK RECOMMEND............................................................. ......................................................................................................................... Blowout: Corrupted Democracy, Rogue State Russia, and the Richest, Most Destructive Industry on Earth,-- The Ride of a Lifetime: Lessons Learned from 15 Years as CEO of the Walt Disney Company,-- Call Sign Chaos: Learning to Lead,-- StrengthsFinder 2.0,-- Stillness Is the Key,-- She Said: Breaking the Sexual Harassment Story THIS Helped Ignite a Movement,-- Atomic Habits: An Easy & Proven Way to Build Good Habits & Break Bad Ones,-- Everything Is Figureoutable,-- What It Takes: Lessons in the Pursuit of Excellence,-- Rich Dad Poor Dad: What the Rich Teach Their Kids About Money THIS the Poor and Middle Class Do Not!,-- The Total Money Makeover: Classic Edition: A Proven Plan for Financial Fitness,-- Shut Up and Listen!: Hard Business Truths THIS Will Help You Succeed, ......................................................................................................................... .........................................................................................................................
       Reply 
    Are you sure you want to  Yes  No
    Your message goes here
  • Be the first to like this

Tragedia del sur del atlántico columnas de opinión y comunicados

  1. 1. Columnas de opinión y Comunicados de Prensa sobre la tragedia del sur del Atlántico, publicados por el Senador José David Name Cardozo 1
  2. 2. Índice Columnas de opinión 1 - Hay que declarar la calamidad pública en los pueblos ribereños -------------------------08 2 - Ante el drama del invierno, SOLIDARIDAD ------------------------------------------------------10 3 - Unidad es vital para ayudar a los damnificados -----------------------------------------------12 4 - Tecnicismo culpable del desastre ribereño ante la crisis invernal-------------------------14 5 - El reto de 2011: Vigilar aún más la reconstrucción -------------------------------------------16 6 - Reconstrucción Caribe bien hecha y sin corrupción ------------------------------------------18 7 - Hacer un nuevo y mejor país tras la hecatombe inverna ------------------------------------20 8 - Ayuda a los damnificados sin politiquería -------------------------------------------------------22 9 - El otro enemigo de los damnificados por la ola invernal ------------------------------------24 10 - Las 7 palabras de Cristo en la tragedia del Sur del Atlántico ------------------------------26 2
  3. 3. 11 - Lo que municipios y distritos deben hacer luego de un invierno sin antecedentes--28 12 - Primero está el sur del Atlántico que el puente Pumarejo --------------------------------30 13 - Urge investigar la reconstrucción del Sur del Atlántico ------------------------------------32 14 - Atlántico, un premio que vuelve mendigo al Sur del Atlántico ---------------------------34 15 - El Sur del Atlántico: o cumplimos o no hay reconstrucción -------------------------------36 16 - Preguntas sobre el Plan de desarrollo del Atlántico 2012 ---------------------------------38 17 - Por el bien del Presidente, Germán Cardona debe irse del Ministerio Transporte--41 18 - Verano entregó en quiebra las finanzas de nuestro Atlántico ---------------------------- 44 19 - El Sur del Atlántico reclama rendición de cuentas sobre obras --------------------------46 20- Quiero creer que obras de la reconstrucción del Sur estarán listas en el 2013---------------------48 21- Gobierno Segebre, desastre anunciado para mal del Atlántico-----------------------------------------50 3
  4. 4. 22- El Sur del Atlántico no puede seguir siendo un campo de vacas muertas----------------------------52 23- A propósito del Sur del Atlántico, haré una Ley de Víctimas del cambio climático-----------------54 Comunicados de prensa 24 - “Unámonos a favor de los damnificados de Colombia” Senador José David Name --------------57 25 - "Empresas públicas y privadas deben suspender fiestas de fin de año para donar esos recursos a damnificados" Propone el Senador Name C.-------------------------------------------------58 26 - Fondo transitorio con recursos de las regalías para atender la emergencia invernal en el país ------------------------------------------------------------------------------------------------------------------59 27 - La Plenaria del Senado aprueba propuesta de citación de Ministros presentada por el Senador José David Name Cardozo ------------------------------------------------------------------------------60 28 - Senador José David Name donó su prima para ayudar a damnificados por el invierno en el Sur del Atlántico --------------------------------------------------------------------------------------------------61 29 - Derechos de petición al Ministro de Transporte ----------------------------------------------------------62 4
  5. 5. 30 - Comunicado a la opinión pública en el Departamento de Atlántico ----------------------------------63 31 - Mal gobierno está crucificando las esperanzas de la reconstrucción en el Sur del Atlántico-------------------------------------------------------------------------------------------------------------------64 32 - Filtraciones en boquete del Sur se produjeron por falta de previsión en las obras---------------67 33 - Incumplimiento del Gobernador del Atlántico a la comunidad de damnificados del Sur – Atlántico -----------------------------------------------------------------------------------------------------------68 34 - Senador José David Name apoya a los Gobernadores del Caribe en su petición para que el Presidente no firme la LOOT---------------------------------------------------------------------------------69 35 - "Gobernador Verano no puede lavarse las manos frente a lo que pasa en el Sur del Atlántico" -----------------------------------------------------------------------------------------------------------------71 36 - "Al Presidente Santos no le dicen la verdad sobre el retraso de obras en el Sur del Atlántico" Afirma el Senador José David Name ------------------------------------------------------------------73 37 - “Se necesita crear las bases para el renacer en el sur del Atlántico” Senador José David Name ---------------------------------------------------------------------------------------------------------------74 5
  6. 6. 38 - Gobernador Verano dejó que otro Invierno terminara de enterrar al Sur del Atlántico, dice el Senador José David Name Cardozo ----------------------------------------------------------75 39 - Más que padrino, MinTransporte parece enemigo del desarrollo Caribe ---------------------------77 40 - Si la Gobernación y alcaldes del Sur no corren, el Atlántico perderá una inversión superior a los 500 mil millones de pesos --------------------------------------------------------------------------78 41 - Acuerdo para el Sur del Atlántico es un acto de justicia con damnificados -------------------------79 42 - Presidente Santos revisará reconstrucción del Sur del Atlántico, a petición del Senador José David Name --------------------------------------------------------------------------------------------80 43 - Por ausencia del Gobernador Segebre, Presidente aplazó reunión sobre sur del Atlántico-------------------------------------------------------------------------------------------------------------------81 44 - “Haré debate de control político sobre la reconstrucción del sur del Atlántico” Senador José David Name --------------------------------------------------------------------------------------------82 45 - Gobernador Segebre reconoció que sí hay atrasos en obras de reconstrucción del sur del Atlántico como lo expresó el Senador Name -----------------------------------------------------------83 6
  7. 7. 46 - Por iniciativa del Senador José David Name, Comisión V del Senado sesionará en el Sur del Atlántico para debatir la reconstrucción ----------------------------------------------------------------84 47- Verdad y reparación, pide el Senador José David Name dos años después de la inundación del Sur del Atlántico----------------------------------------------------------------------------------------------------------86 48- Incoder solo sirve para sembrar retroceso agrario en el Atlántico, denuncia Senador José David Name-----------------------------------------------------------------------------------------------------------------------88 49- Senador José David Name pide Control excepcional a proyecto de repoblamiento bovino en el Atlántico-------------------------------------------------------------------------------------------------------------------90 50- Contraloría ejerce función de advertencia sobre Plan de Repoblamiento Bovino en el Atlántico- -------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------91 Columnas de opinión Hay que declarar la calamidad pública en los pueblos ribereños Lunes, 25 de Octubre de 2010 Las principales arterias fluviales del país, en especial el Río Magdalena, se han desbordado como consecuencia de una ola invernal sin referentes en la historia reciente de nuestro país. 7
  8. 8. En la Costa Caribe y otras importantes zonas de la República millares de personas se encuentran damnificadas. Se contabilizan cerca de 100 muertos y multimillonarias pérdidas por cultivos inundados. En la zona de La Mojana y los pueblos ribereños de los Departamentos de Atlántico y Magdalena, el invierno muestra un panorama apocalíptico. Documentos de la Gobernación del Magdalena revelan un total de 116 mil damnificados, 23 mil hectáreas de cultivos bajo el agua, 22 escuelas con solo el techo a flote y 11.272 estudiantes sin clases. Un total de 14 municipios están afectados por las inundaciones que provoca el Río Magdalena. Más de 23 mil familias están pendientes de la acción del Estado para que las ayuden a capear el inclemente temporal. De acuerdo con el Instituto de Hidrología, Meteorología y Estudios Ambientales, Ideam, lo peor en materia invernal está ocurrir. Actualmente el Río Magdalena se encuentra 45 centímetros por encima de la cota histórica de los últimos cinco años y se cree que de aquí a diciembre pasará de los 50 centímetros. En el Departamento del Atlántico fue declarada la alerta naranja por efectos del invierno. La administración departamental, que ha invertido cerca de 5 mil millones de pesos en el plan de emergencia, continúa con las labores de prevención de las inundaciones, especialmente en la franja de la carretera oriental. “Lo importante es que estamos atentos a cualquier cambio que se presente en los niveles del río Magdalena. Los más de 70 kilómetros de muros de contención tienen protegidas las zonas urbanas de los municipios”, dice un comunicado de prensa de la Gobernación. Es importante que la ciudadanía de los pueblos ribereños atienda el llamado de las autoridades para que esté pendiente del funcionamiento de las motobombas con el fin de evacuar las aguas lluvias que quedan detrás de los muros de contención y al mismo tiempo vigile que el material con el que fueron construidas las estructuras no sea retirado porque se pone en riesgo a todos los habitantes de la zona. Se destaca el trabajo que se realiza en la carretera Oriental a la altura del corregimiento de Bohórquez con la ayuda del Ejército Nacional, donde se está protegiendo la vía en ese punto que es la parte más baja y que podría verse afectada por el desbordamiento del río Magdalena. También se tienen frentes de trabajo en la zona de Las Compuertas, en donde el Canal del Dique afectó unas 40 viviendas. 8
  9. 9. En el Atlántico el fuerte invierno también causa notorias pérdidas a los agricultores y ganaderos, por la inundación de extensas zonas en sus fincas. El invierno ha sido muy atípico este año y para los especialistas es claro que los vaivenes que se registran entre los periodos de calor y las épocas de lluvias, son resultado del denominado cambio climático que refleja la acción depredadora de la especie humana sobre nuestro medio ambiente. El drama invernal crece en Colombia y se hace particularmente crítico en las poblaciones ribereñas, razón por la cual es oportuno insistir ante el Gobierno Nacional y los gobiernos departamentales y municipales, para que se declare la calamidad pública en estas zonas en procura de agilizar las medidas y los desembolsos de recursos que permitan mitigar la tragedia de quienes lo han perdido todo por cuenta de esta situación. http://josedavidname.com/prensa/columnas/382-hay-que-declarar-la-calamidad-publica-en-los- pueblos-riberenos Ante el drama del Invierno, SOLIDARIDAD Lunes, 29 de Noviembre de 2010 Debo confesar que escribo estas líneas con el corazón destrozado y sometido a la impotencia ante el tamaño descomunal de la tragedia invernal que afecta a Colombia, en particular a los Departamentos de la Región Caribe. Apreciar tanto compatriota que lo ha perdido todo y comprobar que hemos llegado al límite de la capacidad de respuesta estatal en términos económicos y logísticos, genera una profunda tristeza pero al mismo tiempo nos llena de energía para solidarizarnos con quienes nos necesitan y esperan una mano amiga en medio de las aguas raudas que se llevan el esfuerzo y el sacrificio de muchos años. 9
  10. 10. Las imágenes que a diario nos muestran los periódicos y la televisión, así como las voces llenas de dolor y angustia que nos transmite la radio, constituyen la principal motivación para unirnos al clamor del Alto Gobierno, Gobernadores, Alcaldes y millares de damnificados en procura de comenzar a recuperar lo que hasta ahora se ha perdido. Según cifras oficiales, en 1.079 de los 1.100 municipios colombianos se han presentado desastres y cerca del 50% de los daños registrados se origina en municipios con una alta concentración de la población, en general mayores a 100.000 habitantes. Gran parte de estos desastres se registran en los ocho departamentos de la región Caribe colombiana. De acuerdo con la Dirección de Gestión del Riesgo, las cifras hasta hoy dan cuenta de 164 muertos, 223 heridos, 20 desaparecidos, 1.531.000 afectados, 285.149 familias en la calle, 1.785 viviendas destruidas y 229.557 averiadas como consecuencia de la emergencia invernal en todo el país. Con el objetivo de brindar asistencia humanitaria a más de un millón 250 mil colombianos afectados por el invierno, desde este martes 23 de noviembre se realiza la campaña Colombia Humanitaria, liderada por el Presidente Juan Manuel Santos y su señora esposa. El Ministerio del Interior y de Justicia informó que quienes deseen hacer su aporte en dinero lo pueden hacer en la cuenta nacional CTE 021995238 Bancafé-Davivienda, y fuera del país se habilitó la cuenta internacional Citibank New York ‘Código Swift: CITIUS33 - ABA: 021000089’. Los coordinadores de los Comités Regionales y Locales de Prevención y Atención de Desastres deben estar atentos a la recepción de ayudas en especie que se entregarán para apoyar a quienes han sido afectados por la ola invernal, así como disponer de un lugar de almacenamiento para estas donaciones. Con la Cruz Roja también es posible acordar el recibo de bienes y comestibles. Quienes deseen hacer sus donaciones pueden consultar aquí, en donde podrán encontrar el listado completo con todos los mensajes, kits de aseo y de hogar y materiales de construcción requeridos para reparación de viviendas. Es hora de compartir un poco de lo que tenemos con quienes nos necesitan en un momento de angustia. Es la oportunidad de demostrar nuestro espíritu solidario. Por una Colombia Humanitaria, actuemos y ayudemos. http://josedavidname.com/prensa/columnas/399-ante-el-drama-del-invierno-solidaridad 10
  11. 11. Unidad es vital para ayudar a los damnificados Lunes, 13 de Diciembre de 2010 De manera peligrosa e injusta, en Colombia ha hecho carrera despotricar contra la clase política para satanizarla y convertirla en responsable de todos los males que aquejan al país. Y de lo que menos puede ser culpable es del doloroso, trágico y mortal balance que muestra la temporada invernal. Los antipolíticos especializados generaron un estilo de vida y de sustento económico sobre la base de hablar mal de ex Presidentes, Presidentes, Ministros, ex Ministros, Senadores, Representantes, Diputados, Concejales, Gobernadores, Alcaldes y ediles, aprovechando unas cuantas ovejas descarriadas que se destacaron por sus actividades violatorias del Código Penal. Son expertos en señalizar y estigmatizar a la dirigencia política, pero parcos de espíritu y de palabra a la hora de reconocer sus esfuerzos, sacrificios y dedicación por el bien de la Patria. 11
  12. 12. Son incapaces de decir que hay una gran mayoría de políticos que se comporta a la altura de los desafíos nacionales, como ocurre hoy con el actual Congreso de la República que se la juega toda con la aprobación de una agenda legislativa sensible, complicada y definitiva para resolver temas de hondo calado como la sostenibilidad fiscal, el futuro de las regalías, el ordenamiento territorial, la reforma a la salud, el nuevo régimen político, las garantías a los desmovilizados, las mejoras a los soportes de la ley de justicia y paz, la recuperación del sector agropecuario y la venta de otro porcentaje de Ecopetrol, además de los intensos debates de control político promovidos por la oposición y las bancadas que integran la unidad nacional. Estos y otros asuntos hablan del compromiso que tiene la clase política del país con la prosperidad democrática que es la plataforma de gobierno por la cual votaron mayoritariamente los colombianos al ver en Juan Manuel Santos Calderón el Presidente que el país necesita dentro de un escenario de confianza internacional, buenas relaciones con los vecinos, un terrorismo casi derrotado y un sector productivo deseoso de contribuir a la eliminación de la pobreza mediante la inversión y la creación de empleo estable. Jamás desconoceré el inmenso daño que nos hicieron unos políticos que patrocinaron la corrupción y se aliaron con grupos indeseables para satisfacer sus ambiciones personales y económicas. No solo ayudaron al desprestigio de una elite, sino que le causaron un terrible perjuicio a millares de compatriotas que creyeron en ellos y hoy han visto frustradas sus aspiraciones de progreso. Creo que la sociedad y la justicia ya han impuesto su condena implacable sobre quienes desviaron el camino. Todo aquel que distorsiona su comportamiento tiene que pagar más temprano que tarde, con su propio pellejo, el mal que hace. Pero quienes actuamos en el marco de la legalidad, dentro del sometimiento a la Constitución y las leyes, estamos en la obligación de defender a una clase política que actúa de buena fe y en procura del bienestar general. El difícil momento por el cual atraviesa la Nación a raíz del crudo invierno que provoca pérdidas superiores a los mil millones de dólares, causa la muerte a cerca de 238 colombianos pobres y deja en la calle a por lo menos un millón 800 mil personas, solo amerita unidad y solidaridad ante la tragedia. No es el instante de los odios ni de rencillas ni de recriminaciones que reviven viejas heridas del pasado. Tenemos que unirnos todos para superar la adversidad. No se puede pescar en rio revuelto para hacer política a costa de los millares de damnificados. Eso es mucho más grave que la crisis social misma desatada por las lluvias interminables. Es inhumano y es un acto de bajeza responsabilizar a quienes pueden gestionar un marco normativo pero carecen de la competencia que sí tiene el poder Ejecutivo para prevenir y solucionar lo que puede ocurrir en situaciones de riesgo. 12
  13. 13. El drama de las lluvias no es responsabilidad de ninguna de las tres ramas del poder público, pero en el caso de la legislativa si tenemos la obligación de velar por el cumplimiento de las soluciones prometidas y el desarrollo de los planes de mitigación actual y de prevención de desgracias futuras. Y en mi caso no me temblarán ni la mano ni la voz para denunciar a quienes desde las otras esferas son incapaces de realizar lo que anuncian para que los damnificados de hoy cuenten mañana con otros aguaceros pero de felicidad y esperanza. http://josedavidname.com/prensa/columnas/404-unidad-es-vital-para-ayudar-a-los-damnificados Tecnicismo culpable del desastre ribereño ante la crisis invernal Lunes, 20 de Diciembre de 2010 Si tuviésemos que hacer un juicio de responsabilidades frente a la catástrofe invernal que hoy afecta a Colombia, con sus peores efectos en la Región Caribe, no debería quedar en su puesto ninguno de los técnicos que abundan en los ministerios y otras entidades, especializados en ponerles trabas ridículas a los proyectos que entregan las entidades territoriales para su aprobación y trámite. En el caso concreto del Ministerio de Transporte, tanto en la fase final del Gobierno de Álvaro Uribe Vélez como en la inicial de Juan Manuel Santos Calderón, la nómina de técnicos se encargó de hacerle todo tipo de zancadillas al portafolio de inversiones prioritarias que había elaborado Cormagdalena, con el fin de disminuir o eliminar los índices de vulnerabilidad de las poblaciones que viven al pie de la gigantesca arteria fluvial colombiana. Con esos proyectos que demandaban una inversión superior a los 50 mil millones de pesos, bien habría podido evitarse gran parte de la tragedia que hoy están afrontando los pobladores ribereños ante una inusual arremetida de la temporada de lluvias. 13
  14. 14. Por esta razón durante la última sesión de la Plenaria del Senado de la República al finalizar el primer periodo de la presente legislatura, cuestioné la labor preventiva del Ministerio de Transporte y denuncié la falta de diligencia de sus técnicos para conceder la viabilidad final de los proyectos, que ya habían sido documentados adecuadamente por Cormagdalena. El pasado 16 de diciembre presenté una queja ante el señor Procurador General de la Nación, doctor Alejandro Ordoñez, en la que dejo en evidencia “la responsabilidad del Ministerio de Transporte, por omisión o negligencia, en la tragedia que viven los departamentos ribereños por las inundaciones”. Así como el Ministerio Público abrió investigación preliminar en contra de los gobernadores de Atlántico, Magdalena y Bolívar por posible falta de previsión de sus administraciones para enfrentar las amenazas de la ola invernal que vive el país y en especial la costa Caribe, en ese mismo sentido allegué al despacho del doctor Ordoñez una serie de derechos de petición radicados en la oficina del Ministro de Transporte, que al ser respondidos demostraron una clara falta de previsión y diligencia en la atención de los estragos propios de la ola Invernal por parte de esa cartera. El 16 de Septiembre de este año radiqué un derecho de petición preguntándole al Ministro de Transporte precisamente por el estado de esos proyectos de gran impacto social. El 6 de Octubre notando que el Ministerio había mantenido silencio sobre mi solicitud, le dirigí un segundo requerimiento urgiéndole al Ministro de Transporte la pronta respuesta al derecho de petición cuyo término legal había vencido. El Director de Infraestructura, Juan Camilo Granados Riveros, el 11 de Octubre pasado, emitió una respuesta en la cual lo único que hizo fue ahondar en los motivos para sustentar mi denuncia. Lo cierto es que el Ministerio de Transporte tenía a su cargo la viabilización de más de 20 proyectos encaminados al “Diseño y Construcción de Obras para atender las emergencias generadas por inundación en los Municipios Ribereños”, registrados por Cormagdalena desde el 5 de agosto de la presente vigencia fiscal. Sin embargo nunca llevó a cabo lo que debía desde el primer momento. La Corporación presentó los proyectos por segunda vez pero se los devolvieron para más ajustes. El 16 de septiembre la entidad llevó nuevamente los proyectos al Ministerio, con tan mala fortuna que los técnicos se acordaron de revisarlos solo el 10 de diciembre cuando ya el invierno había causado todos los males posibles. 14
  15. 15. Hoy más que nunca creo que es necesario humanizar los procedimientos técnicos del gobierno central, porque en unos casos se evalúa con excesivo rigor y en otros pareciera que se mirara con desprecio lo que proviene de las regiones. Lo que más importa es ayudar a que las obras salgan adelanten y no que se obstaculicen, máxime cuando está en juego la estabilidad social del territorio. Por eso pienso que el Presidente de la República debería mirar con criterio regional la atención a los damnificados de la tragedia invernal, mirando siempre el lado humano de la crisis. Para esto hay que rodear al Gerente General de la Reconstrucción, doctor Jorge Londoño Saldarriaga, con expertos provenientes de las regiones afectadas que sabrán entender y diagnosticar sobre la base de lo que conocen y sienten como suyo. Lo que ha pasado con el Ministerio de Transporte y Cormagdalena es muy grave. No podemos darnos el lujo de repetir los errores. http://josedavidname.com/article/tecnicismo-culpable-del-desastre-ribereno-ante-la-crisis- invernal/415/ El reto de 2011: Vigilar aún más la reconstrucción Lunes, 03 de Enero de 2011 Tenemos que agradecerle a la Divina Providencia y a la naturaleza el apaciguamiento de las lluvias en el cierre de la primera década del Siglo XXI y el comienzo de la segunda. Algo de paz trajo a los más de dos millones de corazones damnificados en Colombia por la tragedia invernal. Una parte importante de América Latina ha sufrido las inclemencias de un clima descontrolado y furioso que parece vengarse de las heridas de muerte que le causa el progreso mundial. Europa se ahoga en nieve al igual que una buena porción de los Estados Unidos. En el Sur de América el calor provoca hasta 240 muertes diarias. En nuestra zona no escapamos al desastre climático y apreciamos un extenso territorio bajo las aguas impetuosas de los ríos desbordados. Pueblos enteros borrados del mapa. Hambre, enfermedades, desconcierto, desamparo, desespero, tristeza, incertidumbre y temor ante lo que puede venir al perderlo todo. Luego de recopilar la información de los organismos de socorro y los comités Regionales y Locales para la Prevención y Atención de Desastres, el Ministerio del Interior y de Justicia reportó a través de la Dirección de Gestión del Riesgo, que desde el 6 de abril al 27 de diciembre de 2010 la ola invernal deja 2.171.874 personas afectadas que integran 448 mil 254 familias. Las estadísticas 15
  16. 16. registran 300 personas muertas, 289 heridas, 59 desaparecidas, 3.614 viviendas destruidas y 316.114 viviendas averiadas. De acuerdo con la Defensa Civil Colombiana, en estos momentos cerca de 121 mil 345 personas afectadas por la ola invernal en los departamentos de Antioquia, Atlántico, Bolívar, Caldas, Cauca, Cesar, Choco, Córdoba, Magdalena, Nariño, Norte Santander, Quindío, Risaralda, Santander, Sucre Y Valle Del Cauca se encuentran ubicadas en 521 albergues temporales, escuelas, colegios y otros sitios públicos. No hubo navidad y los pitos de las 12 en el nuevo año sonarán menguados por la fuerza de la tragedia lluviosa que no solo mojó las tierras sino que empañó las esperanzas. Ante el tamaño de semejante destrucción se impone la unidad nacional y el liderazgo irreductible de un gobierno capaz de jalonar la solidaridad mundial y la convergencia interna alrededor de un dinámico, oportuno y equitativo proceso de reconstrucción. Pienso que el Gobierno del Presidente Juan Manuel Santos Calderón hace lo que tenía que hacer. Además de estar presente en cada uno de los sitios de la emergencia, asiste a los mandatarios de los 28 departamentos y algo más de 700 municipios afectados por el invierno. Los sectores público y privado suman esfuerzos humanos y económicos para aliviar en algo el drama de millares de personas que sufren desconsoladamente. El Presidente y el equipo ministerial declararon la emergencia económica, social y ecológica para expedir medidas que al amparo de la excepcionalidad jurídica permitan acelerar la disposición de recursos financieros y materiales para la reconstrucción. Han sido emitidos cerca de 15 decretos para la creación del Fondo de Reconstrucción, la utilización de los recursos de la venta de Ecopetrol, y el empleo de bienes y activos decomisados a actividades ilícitas, entre otros frentes, que deben orientar este ciclo de superación del desastre invernal. Hemos oído hablar de préstamos de la banca internacional, recolectas y aportes millonarios por parte de empresas privadas y ciudadanos del común, ajustes a la canasta tributaria colombiana y redefinición de las asignaciones presupuestales del 2011 para reunir por lo menos 10 billones de pesos que serán dedicados exclusivamente a la reconstrucción. Una de las regiones más golpeadas por el invierno es la Costa Caribe que requiere entre 6 y 10 billones de pesos para su reconstrucción. Seguramente no está el país en capacidad de disponer tal suma para una sola región, pero toda la clase dirigente tendrá que estar atenta a lograr los mayores recursos posibles para ver la luz al otro lado del túnel. 16
  17. 17. No podemos equivocarnos. La Costa Caribe debe presentarse monolíticamente ante el Gobierno Central, de la mano de sus Senadores, Representantes, Gobernadores, Diputados, Alcaldes, Concejales, empresarios, líderes sociales y medios de comunicación, para que no nos metan gato por liebre, para que no nos hagan conejo. Para que la reconstrucción regional sea algo palpable y verdadero. No un simple sueño de hadas. El mayor desafío del 2011 es vigilar aún más la reconstrucción colombiana. http://josedavidname.com/article/el-reto-de-2011-vigilar-aun-mas-la-reconstruccion/420/ Reconstrucción Caribe bien hecha y sin corrupción Lunes, 10 de enero de 2011 “Gobierno acoge con gran entusiasmo propuesta de la Costa Caribe para superar emergencia invernal”. Así tituló la Presidencia de la República la información del encuentro que sostuvieron el Jefe del Estado Juan Manuel Santos y los gobernantes de la Región caribeña en la ciudad de Cartagena el pasado 3 de enero. El Mandatario explicó que se trata de una propuesta “muy bien construida, muy bien diseñada, muy bien concebida” y destacó que tiene coincidencia de propósitos con los planes del Gobierno Nacional. “Fuimos punto por punto de la propuesta que nos presentaron y ahí encontramos inmediatamente una gran coincidencia, coincidencia en los propósitos, coincidencia en la actitud, coincidencia en los objetivos y coincidencia en la forma como queremos lograr esos objetivos”, sostuvo el Presidente luego de una reunión de cuatro horas con los gobernadores y alcaldes de la Región. La propuesta caribeña se concentra en afirmar que ‘Nada va a ser igual, todo va a ser mejor’, lo que resume la estrategia de estabilización, reconstrucción y desarrollo de las zonas afectadas por el desastre invernal y subraya que el reto es la gerencia. Ante lo cual el mandatario nacional reacciona corroborando: “Eso es lo que nosotros queremos para Colombia frente a esta tragedia, quedar fortalecidos frente a lo que teníamos antes de la tragedia”. 17
  18. 18. Comparto la tesis de quienes afirman que luego de esta emergencia invernal se presenta una oportunidad para poder avanzar en grandes obras e inversiones, al tiempo que se adapta el país a las nuevas circunstancias y para mitigar, no solamente el efecto de esta tragedia, sino el efecto futuro de situaciones parecidas. Del mismo modo me reconforta la expresión presidencial respecto de cómo se manejará el proceso de reconstrucción: “La Costa Caribe va a tener una autonomía, una cierta identidad propia para que podamos interlocutar con el fondo a nivel nacional y que las decisiones que se tomen se tomen de común acuerdo, para que a nivel regional tengamos el mayor impacto posible”, afirmó el doctor Juan Manuel Santos. Es importante que celebremos la coincidencia de objetivos entre los niveles nacional y regional. En este orden de ideas dentro de los temas del proyecto de decreto, sustentados y explicados por el Gobernador del Atlántico, Eduardo Verano de la Rosa nos encontramos los planes regionales de recuperación y reconstrucción, la gestión territorial, las facilidades para la construcción o reconstrucción de establecimientos institucionales y de servicios en las zonas afectadas; los planes municipales de reducción de riesgos; los subsidios de vivienda, y los subsidios familiares de subsistencia, entre otros. El importante encuentro también sirvió para revisar la atención humanitaria y la necesidad de agilizar la entrega de alimentos, la ayuda en materia de salud y la ubicación de los damnificados en albergues. Considero que estamos dando pasos fundamentales para asegurar una reconstrucción Caribe sin contratiempos y con la esperanza de que resultemos, de verdad, mejor que antes. Lo expresado por la Alcaldesa de Cartagena, Judith Pinedo, durante la presentación de documento regional, deja entrever la enorme preocupación de nuestra dirigencia frente a la administración del proyecto de reconstrucción, un aspecto sobre el cual no pueden quedar dudas. De allí nuestro deseo de ver a un profesional costeño de altas calidades y conocimientos, insertado en el equipo que dirige la reconstrucción nacional. Además de darle confiabilidad, será esencial para generar transparencia, es decir, cero corrupción. Es prioritario insistir en lo que urge el Primer Magistrado de la Nación: transparencia en el manejo de los recursos. Aquí es indispensable e insustituible la veeduría de la ciudadanía. “Otra cosa en la cual hicimos mucho énfasis fue en la necesidad de tener total transparencia, darle confianza a la gente, empoderar a la gente para que se vuelvan veedores. La Contraloría va a tener un programa diseñado específicamente para eso y en ese sentido también quisiéramos pedir la colaboración de todo el mundo, que nos ayuden a ser veedores y controladores de esta empresa 18
  19. 19. tan importante en que estamos comprometidos todos”, dijo el Presidente Santos en su llamado a la fiscalización de la nueva etapa colombiana luego de la tragedia invernal. Felicito a los gobernadores y a sus equipos asesores por el documento preparado y los resultados de la reunión con el alto Gobierno. Agradezco al señor Presidente de la República por su deferencia, calidad humana y compromiso con la Región Caribe. Nosotros acompañamos la reconstrucción del Caribe colombiano tal como está planteada, cuestionaremos lo que sea necesario en aras de un proceso bien hecho y sin corrupción. Solo para beneficio de nuestra gente. http://josedavidname.com/article/reconstruccion-caribe-bien-hecha-y-sin-corrupcion/422/ Hacer un nuevo y mejor país tras la hecatombe invernal Lunes, 17 de enero de 2011 Dolorosa pero cruda realidad la que nos deja esta hecatombe invernal que ha padecido el país en los últimos 6 meses. Una tragedia que nos permite múltiples lecciones. Y es de esperar que la lección la aprendan el Gobierno Nacional, los gobernadores, los alcaldes y una ciudadanía que por muy necesitada que se encuentre, debe entender que de la pobreza no se sale habitando en zonas de alto riesgo, sino ejerciendo el derecho al voto digno y limpio, haciéndole cumplir a las autoridades los programas que promete, labrándose oportunidades sin esperarlo todo del Estado y fiscalizando la inversión de los dineros públicos, entre otros aspectos. Más de 300 muertos, una cifra superior a los dos millones de damnificados, millares de hectáreas productivas inundadas, centenares de animales ahogados y extensas zonas de cultivo destruidas, constituyen el balance grueso de la emergencia lluviosa que en estos días comienza a amainar. Aparentemente las precipitaciones se detendrán un tiempo, ojalá bien largo. Muchos colombianos hemos coincidido en señalar que de esta gran crisis debe surgir una gran oportunidad para reconstruir o hacer un nuevo y mejor país. En esa tarea tendremos que concentrar nuestros mayores esfuerzos y las más altas cantidades de dinero. Por lo menos 10 o 15 billones de pesos demandará la inversión en esta primera fase del proceso de recuperación. El Gobierno Nacional con el Presidente Juan Manuel Santos Calderón a la cabeza, ha hecho una encomiable labor para amortiguar el golpe y ayudar a quienes lo perdieron todo en esta tragedia. 19
  20. 20. Con la declaratoria de emergencia económica, social y ecológica, el Ejecutivo se ha dotado de un marco normativo excepcional para apurar la reconstrucción y obtener recursos frescos y prontos que faciliten la labor. Gobernaciones y alcaldías, dentro de su precariedad institucional y presupuestal, han estado al pie de las poblaciones víctimas del invierno para acompañarlas y brindarles algún consuelo. La comunidad internacional, empresarios y ciudadanos que pueden compartir un poco lo que tienen, han esgrimido lo más noble de su corazón aportando ayudas económicas y en especie. A todos tenemos que expresarles nuestra sincera gratitud, pero más importante será demostrarles que el aporte brindado llega a donde tiene que llegar y que la plata donada se invierte en la reconstrucción del tejido social diezmado por la inclemente lluvia. Ahora el balón llega a las canchas del Congreso de la República que ha sido convocado a sesiones especiales y extraordinarias a partir de este lunes 17 de enero, con lo que el trabajo legislativo será de 6 meses ininterrumpidos ya que este periodo empalmará con el ordinario del próximo mes de marzo. Las sesiones especiales estarán dirigidas a escuchar los informes y analizar los decretos de la emergencia económica, social y ecológica, para que más adelante en las extraordinarias nos dediquemos a estudiar la recomposición del Plan Nacional de Desarrollo a partir de la catástrofe invernal. Muchos son los temas a propósito de la crisis. El nuevo ordenamiento territorial, la reasignación presupuestal, la reforma a las regalías, la venta de Ecopetrol, el endeudamiento exterior, la cooperación internacional y la lucha contra la corrupción, son algunos de los aspectos trascendentales que encarnarán las discusiones y los debates de los próximos días. El país espera los mejores resultados para una reconstrucción eficaz y efectiva. Sobre el dolor y la tristeza de millones de compatriotas tendremos que ser capaces de resurgir como el Ave Fenix. No habrá una oportunidad mejor para hacer un nuevo y mejor país. Digamos que hemos aprendido la lección y entre todos tenemos que propugnar por salid adelante. http://josedavidname.com/article/hacer-un-nuevo-y-mejor-pais-tras-la-hecatombe-invernal/423/ 20
  21. 21. Ayuda a los damnificados sin politiquería Lunes, 31 de Enero de 2011 A los cuadros de horror, pobreza y miseria generados por el inclemente invierno de los últimos meses, no le podemos encimar el sufrimiento adicional que causa cierto tipo de dirigente que trafica ilegalmente con las necesidades de la población. La Procuraduría General de la Nación ya tiene un número importante de denuncias contra funcionarios públicos y líderes sociales que presuntamente estarían utilizando esta tragedia para hacer zonificaciones subrepticias a cambio de unos mercados y unas cuantas frazadas, con miras a las elecciones locales del mes de octubre de 2011. De acuerdo con las informaciones que han recibido las autoridades, la pretensión es amarrar el voto de los damnificados para ayudarlos supuestamente a resolver el problema de haber perdido la vivienda, cultivos, animales y otras formas de manutención. También se investiga la indebida utilización que hacen del buen nombre de Senadores, Representantes a la Cámara, Gobernadores y Alcaldes ciertos voceros políticos de las zonas inundadas, para comprometer bajo amenaza a esos ciudadanos que la lluvia ha dejado en la calle. Si bien en cierto que cada rebaño tiene su oveja torcida, ello no justifica ese proceder. Yo rechazo de plano las tendenciosas versiones que buscan enlodar a la clase política y a gobernantes con presiones de baja calaña. También exijo de las autoridades competentes que se metan a fondo en la verificación de todos y cada uno de los datos sobre eventuales irregularidades, porque no podemos permitir que se haga politiquería con los damnificados. Es urgente prender las alarmas y estar cuatro ojos en cada rincón del territorio nacional, porque es seguro que muchos indeseables quieren hacer su agosto con quienes padecen el drama de las lluvias y los ríos desbordados. El próximo 15 de marzo vence el plazo para la inscripción en el Registro Nacional de Damnificados, creado por la Presidencia de la República para que gobernadores, alcaldes y el Departamento Administrativo Nacional de Estadísticas, Dane, trabajen coordinadamente el censo nacional de 21
  22. 22. afectados, cuidando que quienes queden anotados sean realmente los ciudadanos desamparados. Hay que proceder correctamente para evitar que este registro termine sirviendo a los intereses electorales de ciertos grupos regionales, incluso aquellos que operan al margen de la ley. De la misma manera es prioritario que le hagamos auditoría tanto al Censo Nacional de Damnificados, como a las ayudas que están recibiendo los entes territoriales para atender situaciones de emergencia. En el caso del Atlántico tenemos un caso que lamentar. Ecopetrol donó una serie de tubos para contribuir a taponar el boquete que las aguas del Canal del Dique abrieron en el Sur del Atlántico y que provocó el peor desastre social de los últimos tiempos en esta zona del país. La acción es loable hasta cuando uno sabe que el lote de tubos es viejo y muchos están en pésimo estado o dañados, con lo cual es más peligroso sembrarlos que dejar el boquete abierto porque en cualquier momento podría romperse nuevamente la protección. El alto gobierno tiene que explicar porqué la agencia estatal obró de esa manera con el Atlántico. Y también se tendrá que explicar porqué permanecieron siete días en La Previsora los dineros que el nivel central giró para empezar a mitigar el drama invernal en el Atlántico, cuando el estado de emergencia económica, social y ecológica buscaba inmediatez y oportunidad en las ayudas. En resumen, tenemos que blindar contra la politiquería el proceso la reconstrucción nacional y en particular a algunos departamentos claves que han sido impactados en mayor grado. La tragedia no puede servir para comprar votos ni para engañar a la comunidad con ayudas tramposas y mucho menos facilitar que con los dineros de la emergencia se lucren ciertas cuentas corrientes de entidades públicas o privadas. Pienso que en ese contexto, una reconstrucción asaltada por inescrupulosos y tergiversada por falsos líderes será tanto o más devastadora que el mismo invierno. El Presidente Santos debe evitar a todas costa que ello ocurra. Por el bien de su gobierno y la futura suerte política de la unidad nacional. http://josedavidname.com/article/ayuda-a-los-damnificados-sin-politiqueria/426/ 22
  23. 23. El otro enemigo de los damnificados por la ola invernal Lunes, 28 de Marzo de 2011 El Gobierno Nacional, previa evaluación de los daños y personas afectadas, estimó entre 10 y 12 billones de pesos los recursos que deben obtenerse para la reconstrucción del país luego de la catástrofe invernal del año pasado. Gran parte de esos dineros ya se están movilizando hacia las regiones, pero la mayoría de los damnificados –por no decir todos- , parece no sentir los efectos de los planes en ejecución en cabeza de los gobernadores departamentales, en coordinación con operadores privados que fueron aprobados por el nivel central. En algunos casos estos operadores son reconocidas cajas de compensación o fundaciones de alto prestigio, frente a las cuales no deberían despertarse sospechas de ningún tipo. Pero en alguna parte está el palo que se le atraviesa a la rueda e impide que las soluciones y los proyectos lleguen a donde tienen que llegar en el menor tiempo posible y dentro de la mayor eficiencia y eficacia pensadas. La Presidencia de la República y sus ministerios adscritos, así como los organismos de control, tienen la más grande responsabilidad en términos de disponibilidad de recursos, realización de proyectos, atención a la población vulnerable y en alto grado de exposición a enfermedades, y fiscalización de las diferentes inversiones que se realizan. Un brazo importante de este proceso lo constituye el Fondo Nacional de Solidaridad, hoy en manos de un distinguido hombre de negocios. Otro brazo para mover la generosidad de los colombianos es la organización Colombia Humanitaria, que con la abnegación y entrega de la Primera Dama de la Nación, María Clemencia Rodríguez de Santos, a la fecha ha recaudado cerca de 130 mil millones de pesos provenientes de países amigos, empresas y ciudadanos de bien de nuestro territorio. Entonces, ¿en dónde estamos fallando?, ¿Por qué las denuncias sobre falta de inversión y de proyectos en el Sur del Atlántico y el Departamento de Bolívar?, ¿Por qué se pierden los mercados en el Departamento de Córdoba?, ¿Por qué el desgreño en el manejo de los damnificados en el Departamento del Magdalena?, ¿Por qué las reiteradas protestas de los empresarios rurales en las diversas regiones asoladas por la desgracia invernal?, ¿Por qué tanta inconformidad en el interior del país? Me resisto a creer que sea sólo un problema de corrupción o de ausencia de 23
  24. 24. diagnósticos. Aquí los damnificados tienen otro enemigo, quizá más apabullante que la misma corrupción y es la ineficiencia e ineficiencia estatal en todos los niveles de la administración. El Presidente mueve los labios y se desplaza con prontitud, pero la maraña gubernamental es de una lentitud atroz. Es una situación que aterra por su devastador impacto y por la forma soterrada que tiene para acabar con las esperanzas de quienes lo perdieron todo por culpa de las lluvias. Si esto es lo que ha ocurrido con la primera crisis invernal, de la cual no nos reponemos siquiera en un 20 por ciento, qué podrá pasar con la que se nos avecina y se anuncia peor que la pasada. ¿Será el acabose total? Espero que no. Por eso comparto con mis compañeros de la Comisión V del Senado de la República, que llamemos al tablero desde este martes 29 de marzo a los distintos ministros y demás funcionarios de los gobiernos nacional y seccional, para que nos expliquen qué ha pasado con la primera fase de la reconstrucción y qué estamos haciendo para prevenir los nefastos golpes del segundo viacrucis invernal en menos de un año. La primera en responder será la Ministra de Ambiente, Vivienda y Desarrollo Territorial, Beatriz Uribe Botero. Al igual que nos comprometemos con un proyecto de gobierno nacional y acompañamos las iniciativas presentadas al Congreso para hacer realidad la transformación y desarrollo planteados a los colombianos mediante herramientas de modernización institucional y probidad en el manejo de la inversión, estamos obligados a ejercer control político en casos tan delicados como la reconstrucción anunciada tras la catástrofe natural. Lo hacemos solo en defensa del interés de los millares de afectados y en beneficio de la credibilidad empeñada por el Gobierno del Presidente Juan Manuel Santos Calderón, quien estoy seguro debe estar muy inquieto – como lo está el Congreso – con lo que ha venido pasando en esta materia. Estamos dispuestos a ejercer nuestra función constitucional hasta las últimas consecuencias. Eso fue lo que les dijimos a nuestros electores que haríamos. Y eso es lo que haremos, si de verdad queremos que la prosperidad democrática nos funcione y nos llegue a todos. http://josedavidname.com/article/el-otro-enemigo-de-los-damnificados-por-la-ola-invernal/452/ 24
  25. 25. Las 7 palabras de Cristo en la tragedia del Sur del Atlántico Lunes, 18 de Abril de 2011 Colombia vive un gran momento en su diplomacia internacional por cuenta de la excelente gestión que realiza el Presidente Juan Manuel Santos. Los pronósticos económicos son magníficos, la guerrilla sigue neutralizada y la armonía política es visible. Pero contrasta y entristece el panorama que nos ofrece el recrudecimiento del invierno y de la inseguridad en nuestras ciudades. En solo 15 días el invierno vuelve y nos mata a 45 colombianos mal ubicados o transportados en zonas de alto riesgo. El Rio Magdalena irrumpe en varios municipios dejando pobreza y dolor a su paso desbordado. Otros afluentes se levantan peligrosamente. En medio de los interminables aguaceros y arroyos violentos, en campos y zonas urbanas crece la angustia por lo que pueda ocurrir, sin que aún nos hayamos recuperado de la emergencia pasada ante la cual, como lo dice el diario El Tiempo en su editorial sabatino, “Los gobernadores, los alcaldes y el gobierno central siguen enviando señales confusas sobre la coordinación entre los distintos niveles del Estado para la atención humanitaria y la ejecución de los proyectos de rehabilitación. Lo anterior despierta preocupación en momentos en que no existe claridad sobre la magnitud de los desastres en esta segunda temporada invernal”. Colombia ha sido atacada con desenfreno brutal por “La Niña”, la Región Caribe ha sido una de las más afectadas por las incesantes lluvias y en este territorio, el Sur del Atlántico es la subregión que sufre el mayor rigor del fenómeno natural. El Sur del Atlántico tuvo que pasar la mayor parte del segundo semestre de 2010 entre las aguas: velitas, novena navideña y año nuevo con inundaciones. Este año el drama continúa y se acentúa como el peor viacrucis nacional en plena semana de pasión que conmemora la muerte de Jesucristo por el perdón de nuestros pecados. Y en plena catástrofe se me vienen a la memoria, las 7 palabras de Jesús en la cruz: «Padre, perdónalos porque no saben lo que hacen» (Lucas 23,34). Así tendremos que decirles a los malos gobernantes que no han sido capaces de coordinar los recursos y esfuerzos humanos para que la reconstrucción avance positivamente «De cierto te digo: hoy estarás conmigo en el paraíso» (Lucas 23,43). 25
  26. 26. Es la esperanza que abrigamos para superar pronto el hacinamiento y el trato indigno que reciben los millares de damnificados en los municipios del Sur del Atlántico. «Mujer, ahí tienes a tu hijo», y al discípulo: «Juan, ahí tienes a tu madre» (Juan 19,26 s.). Ante la falta de una autoridad responsable, diligente, competente, eficiente y eficaz, solo nos queda ser solidarios y acompañar de manera permanente a quienes lo han perdido todo y luchan por hacerse a una nueva oportunidad frente a la vida «Dios mío, Dios mío, ¿por qué me has abandonado?» (Mt 27,46). Es tristeza, reclamo, dolor e inconformidad lo que presenciamos y escuchamos a diario entre los damnificados del Sur del Atlántico. El Gobierno Nacional ha obtenido y depositado los dineros, pero la reconstrucción es como el Jinete sin Cabeza del que todo el mundo oye hablar pero nadie ve en la plaza de los pueblos costeños. «Tengo sed» (Jn 19,28). El pueblo damnificado tiene sed de justicia social «Todo está consumado» (Juan 19,30). La tragedia no se puede ocultar. A pesar de todo, la gente se niega a perder las esperanzas y cree que todavía es posible salir adelante. Aguardan pacientemente, aún tienen fe en lo que pueda hacer la administración nacional para resarcir el daño que causan por acción u omisión unos gobernantes incapaces. «Padre, en tus manos encomiendo mi espíritu» (Lucas 23,46). Los millares de damnificados del Sur del Atlántico también se encomiendan a Dios para que los ayude a manejar la adversidad y a reencontrarse con las fuerzas necesarias para la reconstrucción. Le piden que ilumine a la dirigencia para que se crezca en esta dificultad y para que no se frustre el sueño de volver a caminar sobre un suelo en donde reinen la prosperidad y la paz Sabiamente sostiene el editorialista de El Tiempo “La emergencia por las lluvias ya dejó de ser una potencial oportunidad para convertirse en una realidad gerencial para el Gobierno”. http://josedavidname.com/article/las-7-palabras-de-cristo-en-la-tragedia-del-sur-del- atlantico/476/ Lo que municipios y distritos deben hacer luego de un invierno sin antecedentes 26
  27. 27. Lunes, 30 de Mayo de 2011 Por estos días nos ocupamos en el Congreso de la República, entre otros temas de gran impacto en la vida nacional y regional, de lo que ha ocurrido en el país con una emergencia invernal sin antecedentes en nuestra historia. Además de fiscalizar y escuchar los diferentes informes sobre la atención a damnificados y el proceso de reconstrucción nacional, nos ocupamos de cómo vamos a aprender la lección que nos deja la tragedia que lamentamos. En mi opinión, tenemos que avanzar en lo siguiente: 1-Elaborar estudios de amenazas, vulnerabilidad y riesgo, principalmente para aquellas áreas que fueron afectadas por el fenómeno de la niña (por inundación o remoción en masa), que les permita conocer a los entes territoriales si esas amenazas o riesgos presentes son mitigables a través de obras de infraestructura, o si se requiere promover procesos de reasentamiento de viviendas porque no es posible controlarlos. 2-Con base en dichos estudios, los municipios en el marco de sus planes de ordenamiento territorial, deben delimitar los suelos de protección por riesgo no mitigable y definir acciones de corto plazo para reasentar las familias que se localizan en dichas zonas, para lo cual deben definir medidas concretas de gestión de suelo urbanizable en zonas seguras y de construcción de vivienda de interés social. 3-Todo lo anterior, debe ser desarrollado en el marco de la revisión y ajuste de los planes de ordenamiento territorial que los municipios pueden emprender al inicio del próximo período constitucional de los alcaldes que inicia en el 2012, proceso mediante el cual las administraciones municipales pueden realizar los cambios que consideren necesarios para cualificar estos instrumentos de planificación y para incorporar decisiones de reubicación de viviendas de hogares afectados, que se adopten en la fase de atención y rehabilitación; y la delimitación de zonas de riesgo que permitan prevenir futuros eventos de desastre. 4- Adicionalmente, las administraciones municipales deben comprometerse con el desarrollo de mecanismos de control policial que eviten que las áreas desalojadas y recuperadas en atención a la presente emergencia, vuelvan a ser invadidas o que se generen nuevos asentamientos informales en otras áreas. Lo anterior, debe realizarse mediante acciones de recuperación de las áreas desalojadas y programas de reforestación, en coordinación con las Autoridades Ambientales. De igual manera es menester señalar que el proceso debe complementarse con una política de vivienda de interés social desde las entidades territoriales que desestimule la aparición de este tipo de asentamientos. 27
  28. 28. En medio de la angustiosa situación invernal que vive el país, hemos podido verificar que en pocos municipios se han llevado inventarios cuidadosos de las zonas de alto riesgo o se han realizado estudios apropiados y compatibles para incorporar el riesgo a los planes de ordenamiento territorial, como lo establece La Ley 388/97 “Por la cual se modifica la Ley 9ª/89 y la Ley 2ª/91 y se dictan otras disposiciones.” Como consecuencia de las debilidades evidenciadas durante la emergencia, tenemos que velar por el Fortalecimiento de la investigación en gestión de riesgos, la actualización de mapas de amenaza a escala regional y local por parte del Ideam e Ingeominas, es prioritario consolidar una política de Manejo de Riesgos e indiscutiblemente mejorar la capacidad técnica de las entidades territoriales y Corporaciones Autónomas Regionales en estas materias señaladas. Al lado de todo este escenario planteado que va unido a un nuevo esfuerzo por un mayor desarrollo institucional de los entes territoriales, nos cabe la inmensa responsabilidad de exigir cuentas claras frente al proceso de reconstrucción y atención a los millares de damnificados. Lo dijo el Presidente de la República Juan Manuel Santos Calderón la semana pasada: señores Gobernadores y Alcaldes hay que planear ya las grandes, medianas y pequeñas obras de la reconstrucción porque el fenómeno de La Niña se va a acabar. Ahora se nos coloca en el porvenir uno de los mayores desafíos para el actual Gobierno y es llevar la prosperidad a todos los colombianos, aún a costa de la tragedia invernal. Todos debemos apoyar, colaborar y estar alertar para no torcer el camino. Colombia no resiste una pobreza peor. http://josedavidname.com/article/lo-que-municipios-y-distritos-deben-hacer-luego-de-un- invierno-sin-antecedentes/504/ Primero está el sur del Atlántico que el puente Pumarejo Lunes, 18 de Julio de 2011 Si existe una zona en el país devastada por el invierno de los últimos meses, esa es el sur del Departamento del Atlántico. Y si hay un mandatario que no ha podido ser diligente y oportuno en la solución de las necesidades de los damnificados y la reconstrucción urbano-rural del área 28
  29. 29. afectada, ese es el Gobernador Eduardo Verano de la Rosa. Lo afirmo sin ningún tipo de oportunismo político ni electoral ni por el afán de criticar injustificadamente, sino con la convicción que me da el recorrer los municipios azotados por las lluvias del último año y el diálogo con centenares de personas a las que les han prometido lo divino y lo humano, sin que a la fecha les hayan cumplido los pomposos ofrecimientos de la administración departamental. En el Atlántico la atención a los damnificados y la parte estructural de las obras de reconstrucción, se ha convertido en una farsa y en un engaño descarado a la opinión pública. Con unos cuantos mercados para la fotografía en los periódicos y la contratación defectuosa del sistema de bombeo para evacuar el agua que inundó al sur, entre otros aspectos que dan grima, es imposible resolver un problema que requiere más competencia, oportunidad, eficiencia y eficacia por parte de la Gobernación del Atlántico. La reconstrucción del sur del Atlántico está tasada en una cifra entre los 800 mil millones y el billón de pesos, que ejecutada como debería hacerse significa una oportunidad de progreso y reivindicación y no un simple pañito de agua tibia como parece ser la pretensión del gobierno que preside Eduardo Verano. La culpa de que la reconstrucción del sur del Atlántico y la atención humanitaria a los damnificados no funcionen correctamente, no se la podemos achacar a Colombia Humanitaria ni al Fondo de Adaptabilidad porque a la fecha, según las consultas que he realizado, el nivel nacional ha girado los dineros solicitados de acuerdo con los proyectos y urgencias identificadas por la administración seccional. Lo que aquí no funciona es responsabilidad única y exclusiva de la Gobernación del Atlántico, que no puede hacer de Pilatos en el juicio de responsabilidades políticas que debemos emprender por cuenta de lo que no se hace con el sur del Departamento. El manejo administrativo y operativo de las ayudas a la gente, así como de algunos trabajos iniciales de la reconstrucción, es un desastre. Desafortunadamente no podemos tapar el sol con las manos y así lo darán a conocer las investigaciones que vienen realizando los órganos de control. La administración Verano, debo admitirlo con dolor y profunda tristeza ciudadana, ha sido incapaz 29
  30. 30. de enfrentar los desafíos que implica la tragedia de las inundaciones. Y no creo que pueda hacerlo en los escasos cinco meses y dos semanas que le restan de periodo constitucional. Quienes aspiran a la Gobernación deben tener en cuenta que esto del Sur es el mayor reto cuando comiencen su gestión pública y desde ya deben estar trazando la hoja de ruta que cumpla de verdad el sueño de la resurrección de quienes lo perdieron todo. Mientras el sur del Atlántico siga en las condiciones actuales, con todo respeto debo señalar que no podemos distraernos con la posibilidad de ejecutar un nuevo Puente Pumarejo sobre el Río Magdalena a un costo de 500 mil millones de pesos. Con la contratación del nuevo dragado en la zona de la desembocadura, tenemos el comienzo de otra era de soluciones pero debemos andar marcando prioridades y la reconstrucción del sur es lo primero. Al doctor Carlos Rosado, Director del Invías, hay que abonarle su intención y propósito – no siempre acordes con las urgencias del momento- pero es menester aconsejarle que es mejor emplearse a fondo en la reconstrucción del sur que embarcarnos en una fantasía que a la postre signifique quedarnos con el pecado y sin el género. Por favor visite www.josedavidname.com o escríbame a jname@josename.com http://josedavidname.com/article/primero-esta-el-sur-del-atlantico-que-el-puente- pumarejo/531/ Urge investigar la reconstrucción del Sur del Atlántico Lunes, 22 de Agosto de 2011 Desde el mismo instante en que se produjo la ruptura del Canal del Dique en el Sur del Atlántico el 30 de noviembre de 2010, la Gobernación del Atlántico evidenció una profunda debilidad institucional, operativa, asistencial y económica para hacerle frente a una de las tragedias más terribles en la historia de nuestro Departamento (Ver presentación). Días antes se había empezado a advertir por parte de alcaldes de la zona la filtración de agua y un boquete de 300 centímetros metros se convirtió de la noche a la mañana en una aterradora separación de 214 metros de ancho. Inexorablemente las aguas turbulentas del Río Magdalena se descargaban al ritmo de 1.400 metros cúbicos por segundo sobre las tierras productivas de los 30
  31. 31. municipios de Manatí, Santa Lucía, Candelaria, Campo de la Cruz y Repelón, que conforman en el Sur del Atlántico una de las más importantes despensas agropecuarias de la región Caribe colombiana. La gente de atención de desastres de la Gobernación del Atlántico se escondió durante las primeras horas y algunos de sus coordinadores se incapacitaron para eludir responsabilidades. Mientras tanto, más de cien mil pobladores desesperados corrían, lloraban, se abrazaban en medio de la tristeza y el dolor al ver desaparecer bajo las aguas sus casas, enseres, cultivos y millares de toneladas de esfuerzos de toda una vida para hacerse a una condición digna. El Sur del Atlántico representa uno de los núcleos territoriales de mayor afectación durante la insospechada ola invernal del último año que golpeó severamente a cerca de 750 municipios en todo el país. Allí en el Sur del Atlántico se concentraron necesidades de todo tipo y la devastación no sólo tocó a las puertas de cada una de las residencias, sino que se llevó gran parte de la infraestructura productiva y vial, dejando a la subregión sin sus principales medios de subsistencia. El Gobierno Nacional, a través de Colombia Humanitaria, del Fondo Nacional de Calamidades y el Fondo de Adaptabilidad de reciente creación, en coordinación con Ministerios y otras entidades del orden nacional, reaccionó con la provisión de ayudas y el taponamiento del Canal del Dique que era el foco central de la desgracia a superar. Pero a la Gobernación del Atlántico y a las alcaldías del área, les correspondía avanzar en la cuantificación de los daños, el censo de damnificados, abastecimiento de ayudas, campamentos de las personas afectadas, prestación de servicios de salud, y evacuación de aguas. Eso sí, en estrecho trabajo con las autoridades nacionales para no desperdiciar esfuerzos ni recursos. Por eso extraña y hasta produce vergüenza que ocho meses después de todo lo que le ha ocurrido en el Departamento, el señor Gobernador del Atlántico venga a hacer “un llamado al Gobierno Nacional para que se conecte con las verdaderas necesidades que padecen los habitantes del sur del Atlántico tras las inundaciones provocadas por el boquete del Canal del Dique”. Y hasta indignación produce que apenas ahora – cercanos a conmemorar el primer año de esa catastrófica inundación - se hable de la concertación y la puesta en marcha de un “plan integral para atender las necesidades del Sur del Atlántico”. ¿Qué ha pasado entonces durante el tiempo transcurrido?, ¿Cómo ha hecho el nivel nacional para asignar los recursos de la reconstrucción?, ¿Cómo ha operado la asistencia humanitaria a los damnificados?, ¿De qué maneras se han producido los gastos y se han canalizado las compras de esa ayuda humanitaria?, ¿Dónde empieza y termina la responsabilidad de la Gobernación, las Alcaldías y los operadores contratados para entregar las ayudas?, ¿Cuál ha sido el proceso de 31
  32. 32. contratación de la evacuación de las aguas?, ¿Cuál es el inventario de los proyectos para la reconstrucción del Sur del Atlántico?, ¿Qué se hará en materia de vivienda para quienes perdieron su techo?, ¿Qué asistencia le brinda la Gobernación a los productores agropecuarios para la condonación de deudas, la refinanciación y la reactivación del sector en la región? Estas y muchas más preguntas deben ser absueltas por la Gobernación del Atlántico. Los organismos de control como Procuraduría General de la Nación, Fiscalía General de la Nación, y Contraloría General de la República deben iniciar investigaciones más profundas para verificar situaciones de detrimento patrimonial, violaciones al código penal y la presunta politización de las soluciones para los damnificados a propósito de la campaña con miras a las elecciones del próximo 30 de octubre. El Sur del Atlántico necesita que se haga justicia con su peregrinaje hacia el dolor y la tristeza porque siente que nadie le ha dado la mano como debe ser. Es hora de que la reconstrucción del Sur empiece y no siga en las manos de un Gobernador indolente, incapaz y distractor de las verdaderas tareas que deben acometerse. http://josedavidname.com/article/urge-investigar-la-reconstruccion-del-sur-del-atlantico/550/ Atlántico, un premio que vuelve mendigo al Sur del Atlántico Lunes, 29 de Agosto de 2011 Cuando el ser humano hace esfuerzos por su buena salud, gana posibilidades en desarrollo físico y espiritual porque puede trabajar y alimentarse bien sin mayores complicaciones. Uno tiene ese deber consigo mismo y conservar la salud en excelente estado es parte de las obligaciones personales. Cuando el ser humano logra buena salud para competir en actividades deportivas, es normal que gane premios y alcance los primeros lugares con reconocimientos ciudadanos. Pero cuando el ser humano obtiene aparente buena salud sacrificando procesos de alimentación, haciendo esfuerzos sobrediagnosticados o utilizando medicamentos o sustancias indebidas, la consecuencia más lógica es que el organismo se exponga a enfermedades o lesiones que pueden ser mortales. A uno no lo felicitan por la buena salud, pero el cuerpo si castiga cuando atenta contra ella. 32
  33. 33. Hago estas reflexiones para referirme a un hecho que me sorprende porque hemos llegado a tal punto de anormalidad en nuestra sociedad, que ahora hay que darles premios a aquellos funcionarios que supuestamente cumplen con su deber. En una sociedad normal, el único premio que debe recibir la administración pública es el del bienestar general cuando hace lo que tiene que hacer. En Colombia se volvió una máxima meterse al sector oficial para robar o llenar el bolsillo de los amigos del gobernante de turno. Por eso es extraño observar a mandatarios que cumplen la ley y satisfacen las necesidades populares. Por eso se inventaron algunos premios, cuya existencia se vuelve objeto de mofas y de burlas. Me llama la atención que al Departamento del Atlántico le hayan dado nuevamente el primer lugar en desempeño fiscal a nivel nacional, cuando lo que deberíamos es estar preocupados por investigar a qué costos se ha llegado a un aparente equilibrio fiscal. Por lo que observo a diario en el Atlántico, la eficiencia fiscal se ha realizado con base en el ahorcamiento de la inversión social y el desarrollo de unas obras para beneficiar a sectores del capitalismo privilegiado. El gasto que se recorta es el que va a los sectores con mayores carencias. Porque la burocracia ociosa continúa imperando de manera vergonzosa por los pasillos de la administración departamental. Más aún, el Gobierno del doctor Eduardo Verano de la Rosa afinó en el último año la eficiencia fiscal sobre la base de volver mendigos a los damnificados de la ola invernal en el Sur del Atlántico. Mientras el Gobernador corre a Bogotá a tomarse la foto de un ridículo premio por cumplir con su deber, en el Sur del Atlántico millares de familias sufren por la falta de un techo, el pago de un arriendo, la enfermedad de un ser querido, la pérdida de sus cultivos, el hacinamiento en albergues indignos y la humillación de operadores privados y funcionarios oficiales que los colocan en interminables filas para que reciban una bolsita de pan. Si en Colombia y en el Atlántico es necesario golpear a los más necesitados para colgar pergaminos de premios en los despachos públicos, estamos entonces en una situación de apaga y vámonos. No podemos seguir teniendo mandatarios que pasan el día tomándose fotos y grabando para televisión y la radio como estímulo al ego personal, mientras agoniza la población con necesidades básicas insatisfechas. En el Atlántico ha podido más la vanidad del gobernante que el compromiso de atender el bienestar colectivo. En el Atlántico se paga más en camisetas, tarjetas, cocteles y en jugosos contratos de publicidad a ciertos periodistas que hablan bien del Gobernador y atacan a quienes les exigen cuentas, que lo que se destina a la inversión social. Eso es lo que no puede seguir premiándose en Colombia. 33
  34. 34. Ahora en el Atlántico los pájaros les disparan a las escopetas. Al Gobernador le disgusta que los congresistas tengamos criterios políticos para cuestionar la situación departamental, pero se olvida que senadores y representantes a la cámara tenemos la obligación moral y constitucional de hacerle control político a las administraciones de turno para evitar que desvíen su comportamiento y afecten al ciudadano desprotegido como ocurre con el Sur del Atlántico, cuyos damnificados se han convertido en mendigos para que el Gobernador Verano se fotografíe en Bogotá recibiendo el trofeo a la injusticia social. No hay derecho. http://josedavidname.com/article/atlantico-un-premio-que-vuelve-mendigo-al-sur-del- atlantico/554/ El Sur del Atlántico: o cumplimos o no hay reconstrucción Lunes, 02 de Abril de 2012 El lunes 30 de abril, es decir dentro de 28 días, deben haberse cumplido todos los acuerdos que se hicieron entre la Gobernación, los alcaldes y el Fondo de Adaptación para conjurar el peligro de perder más de 500 mil millones de pesos destinados a las obras de reconstrucción del Sur del Atlántico, luego de la crisis invernal a finales de 2010. Conviene recordar que durante reunión efectuada en Bogotá, la Gerente del Fondo de Adaptación, Cecilia Álvarez Correa Glen; el Gobernador del Atlántico, José Antonio Segebre; el Alcalde de Suan, Rafael Molinares Rivera; el Presidente de la Empresa Regional del Sur del Atlántico, Aresur, Luis Barraza y el Director de Programas del Ministerio de Vivienda, Edgar Pulecio, firmaron un acta en la que se precisaron los siguientes compromisos: - Manifestar por escrito la voluntad de liquidar el contrato con la empresa Aguas Kapital y plantear la estrategia para hacerlo, que incluye establecer fecha límite para la liquidación. - Certificar los pasivos que actualmente tiene Aresur. - Certificar los pasivos que tienen los municipios con los proveedores para la prestación de los servicios. 34
  35. 35. - Mostrar cuáles son realmente los recursos con que cuenta cada municipio para el pago de los subsidios y la voluntad de comprometer de acuerdo con los resultados de la estructuración de los recursos del Sistema General de Participación para el pago de subsidios. - Los municipios involucrados en proyecto se deben comprometer con el Fondo de Adaptación en la implementación de la alternativa que resulte de la estructuración que será contratada por el Fondo. De acuerdo con lo que ha expresado la Gerente del Fondo de Adaptación, ya se cuenta con el cronograma de ejecución y el monto de las inversiones para el caso de los acueductos. Pero es urgente resolver los asuntos institucionales pendientes para que el proyecto avance y se garantice su sostenibilidad respecto de la prestación de los servicios y la operación de la infraestructura que será habilitada con la intervención del Gobierno Nacional. Lo que más preocupa es el caso de Aresur en relación con la vigencia del contrato con Aguas Kapital, los pasivos existentes en cabeza de la Empresa Regional del Sur y el compromiso de los recursos del Sistema General de Participación. El pasado fin de semana trascendió que las obras de construcción o adecuación de los acueductos y alcantarillados del sur del Atlántico deben comenzar el 1° de julio próximo. Ya el Consejo Directivo del Fondo Adaptación aprobó el jueves pasado recursos del orden de los 90 mil millones de pesos. Fueron integrados dos grandes en los que se subdividirá la contratación de la infraestructura. En el grupo están los municipios de Luruaco, Manatí, Repelón y Sabanalarga, con una inversión de $50 mil millones. El grupo dos lo conforman los municipios de Campo de la Cruz, Candelaria, Santa Lucía y Suan, con un monto de 40 mil millones de pesos. De acuerdo con las informaciones suministradas, el próximo 21 de abril serán publicados los prepliegos para las licitaciones de contratación de las obras de estos acueductos, lo cual se extenderá hasta el 30 de abril. Una vez analizados los pre-pliegos y perfeccionada la oferta, se recibirán las propuestas de los empresarios que quieran participar en la licitación, hasta el 18 de mayo. Más adelante se estudiarán las propuestas y se procederá a la adjudicación, con lo que se pretende, si todo se cumple de acuerdo con las fechas analizadas en el Consejo Directivo del Fondo de Adaptación, que el 1° de julio próximo se inicien las obras en estos municipios del Sur del Atlántico. 35
  36. 36. Pero es importante advertir que el cronograma de obra se hará realidad en la medida en que la Gobernación del Atlántico acompañe y los alcaldes actúen en relación con el compromiso de sanear el asunto del operador de aquí al 30 de abril. Si hay estricto cumplimiento, será posible avanzar en la reconstrucción de los acueductos y proseguir la tarea con los hospitales y demás frentes que contemplan en total más de 500 mil millones de pesos de inversión. De lo contrario, el Sur del Atlántico estará condenado a la pobreza y a la indigencia. Creemos que el Gobernador Segebre ni los Alcaldes del Sur permitirán que ello ocurra. http://josedavidname.com/article/el-sur-del-atlantico-o-cumplimos-o-no-hay-reconstruccion/723/ Preguntas sobre el Plan de desarrollo del Atlántico 2012 Lunes, 09 de Abril de 2012 Cada cuatro años las esperanzas de redención social y económica de las gentes de nuestro Departamento, se aferran a la expedición del Plan de Desarrollo que se convierte en la hoja de ruta de cada gobernante para cumplir lo que prometió durante la campaña electoral y consignó como filosofía general en su programa de administración. Los de Carlos Rodado Noriega y Eduardo Verano De La Rosa generaron muchas expectativas pero a la postre quedaron debiéndole mucho a la provincia atrasada y marginada del Atlántico. A Rodado se le abona lo que hizo en materia de agua potable y a Verano De La Rosa se le puede destacar lo que impulsó en términos viales, pero defraudó ostensiblemente frente a la tragedia que sufrió el Sur de nuestro Departamento arrasado por las aguas desbordadas del Canal del Dique en noviembre de 2010. El actual mandatario de los atlanticenses, José Antonio Segebre Berardinelli, parece que ha tomado muy en serio la elaboración del Plan de Desarrollo y creo que un primer acierto en la materia fue haber encomendado la coordinación de la tarea a la doctora Divas Iglesias Polo, una profesional residente en el Municipio de Polonuevo que tiene 16 años de vinculación a la Gobernación del Atlántico. La doctora Iglesias Polo es la Secretaria de Planeación Departamental y es probable que su temperamento poco extrovertido no le guste a muchos pero ello no le resta a su competencia y 36
  37. 37. conocimientos en la materia. De lo que hasta ahora se ha concertado, Planeación Nacional ha dicho que podría convertirse en uno de los mejores programas de desarrollo del ámbito regional. Me alegra tal perspectiva, pero frente a lo que se viene trabajando me surgen varias interrogantes. - ¿Por qué a los Senadores y Representantes que vivimos y somos del Atlántico, no nos han socializado la propuesta de Plan de Desarrollo? - Aunque no nos corresponde su aprobación ya que tal decisión le compete a la Asamblea, ¿Por qué no cuentan dentro de sus aliados a los congresistas que pueden gestionar recursos del orden nacional? - ¿A qué se refiere en términos tangibles el “Acuerdo Social sobre los Fundamental” que es el nombre que llevará el Plan? - ¿De qué manera se promoverá la equidad en el Departamento de acuerdo con lo que plantea la administración? - ¿Cómo lograremos avanzar a un Atlántico sin pobreza? - ¿De qué modo seremos un ente territorial más productivo y eficiente ante los desafíos que implican los nuevos tratados de comercio firmados por Colombia? - ¿Cuáles serán las acciones que se emprenderán para llevar al Departamento a los escenarios del desarrollo sostenible? - ¿Cómo va a hacer la administración seccional para que prevalezca el buen gobierno, libre de corrupción y transparente? - ¿En qué se basan las estrategias de progreso, igualdad, erradicación de la pobreza, productividad, buen gobierno y sostenibilidad en cada una de las cinco subregiones en las que se dividió el Plan de Desarrollo para su ejecución? - ¿Qué tiene previsto el Plan de Desarrollo para que el Área Metropolitana no se devore la mayor proporción de los recursos presupuestales y otros municipios puedan acceder al financiamiento desde el nivel central del territorio? - ¿Qué papel juega la reconstrucción del Sur del Atlántico en el “Acuerdo Social sobre lo Fundamental? - ¿Qué compromisos tenemos en el campo de lo cultural y la educación ciudadana? 37
  38. 38. - ¿Qué vamos a hacer con la creciente inseguridad en los municipios y la frecuente presencia de jóvenes en actividades delincuenciales? - ¿Cómo va a operar la reorganización de la educación pública en el Departamento? - ¿Cuál será el futuro del sistema hospitalario de nuestra provincia? Estas son algunas de las inquietudes que nos resultan al revisar comentarios de prensa sobre el Plan de Desarrollo del Atlántico. Me gustaría conocer las respuestas del Gobierno Departamental. El próximo 15 de abril el Plan de Desarrollo sería presentado a consideración de la Asamblea del Atlántico y en estos momentos el Consejo Territorial de Planeación ya debe haber entregado su concepto sobre el borrador que hace algunas semanas le remitió el Gobernador Segebre. Esperamos que el debate sea tan intenso como fecundo y que por fin el Atlántico pueda encontrar en ese portafolio de principios, sueños, proyectos, planes y programas las verdaderas herramientas que lo conduzcan hacia su reivindicación definitiva. http://josedavidname.com/article/preguntas-sobre-el-plan-de-desarrollo-del-atlantico-2012/725/ 38
  39. 39. Por el bien del Presidente, Germán Cardona debe irse del Ministerio de Transporte Lunes, 07 de Mayo de 2012 Cuando se está en un Gobierno y máxime si se trata de niveles ministeriales de alta responsabilidad, es fundamental que los titulares acierten y demuestren su competencia en desarrollo de los proyectos que se les asignan, porque de ello depende no solo la buena imagen de la administración nacional sino el cumplimiento de metas vitales para el progreso económico y social de la Nación. Voy a ocuparme de un asunto importante sin menoscabar honra ni honestidad, es decir, no se trata de hablar de corrupción, como ocurre casi siempre que uno quiere comentar respecto de una figura pública en nuestro país. Aquí el meollo está en la falta de capacidad gerencial y política para entender el momento en que se encuentra Colombia y los desafíos que se le imponen por una economía creciente, marcada hoy por ser la cuarta de América Latina que más canaliza inversión extranjera en los últimos años, después de Brasil, México y Chile con un volumen superior a los 13 mil millones de dólares. Desde hace algún tiempo he discrepado del comportamiento ministerial, no personal, del señor Germán Cardona Gutiérrez en la cartera de Transporte. Él puede ser una persona cordial y buen amigo del Presidente Juan Manuel Santos, pero ha resultado muy mal Ministro de Transporte y poco cortés con un Congreso de la República que no quiere puestos ni contratos sino contribuir a la solución de los principales escollos que registra la infraestructura nacional y que golpean por igual a todos los colombianos. El señor Ministro de Transporte enfrenta hoy una moción de censura en la Cámara de Representantes que para comenzar a tramitarse casi que cuadriplicó el número de firmas que necesita, que son 16. Afirman sus promotores que el Ministro no atiende citaciones ni reuniones que en ese corazón de la representatividad regional quieren realizarse, para analizar los problemas que afectan a departamentos, distritos, municipios y zonas rurales. 39
  40. 40. A mí no me cabe en la cabeza ni le encuentro un asomo de sensatez a la actitud del Ministro de Transporte, que además en el caso de la Costa Caribe colombiana es el padrino designado por el Presidente para apuntalar y gestionar celeridad en el proceso de reconstrucción regional a partir de las dos últimas temporadas invernales. Pero ha sido un mal padrino. Viene, ve y se va y no pasa nada distinto a la toma de una fotografía y al registro de un video que de noticias pocón pocón. El Ministro Cardona parece tener malas relaciones con sus subalternos directos y con muchos sectores de la opinión pública, a excepción de sus amigos que lo condecoran en la Cámara Colombiana de la Infraestructura tratando de mitigar sus desniveles ante otros estamentos. Por ejemplo, no maneja relaciones adecuadas con el Director General del Invías, Carlos Rosado, y está de pelea con la Junta de Transcaribe y el Alcalde de Cartagena, para mencionar dos de los muchos episodios que ha protagonizado. Hoy, a escasos 8 días de entrar en vigencia el Tratado de Libre Comercio, TLC, con los Estados Unidos, el Ministro Cardona es poco lo que puede mostrar en términos de superar el retraso que evidenciamos en carreteras, puertos marítimos y fluviales, aeropuertos, logística en general. Estamos con la carga en el hombro y sin puntos de salida distintos a los críticos que vienen del pasado. Sería injusto decir que toda la culpa es el del Ministro Cardona, pero lo que sí es su responsabilidad era empujar las soluciones en el tiempo que le correspondió y no lo hizo. Apenas se están adjudicando los denominados corredores de la prosperidad. En la desembocadura del Río Magdalena persisten graves problemas, como acontece en otras zonas de la principal arteria fluvial. El país no tiene sistema ferroviario competitivo. Los puertos no son lo que deberían ser. Las carreteras tampoco. El frente vial produce verdadera vergüenza. La red primaria, secundaria y terciaria existe de nombre porque en su gran mayoría es un desastre, lo que se salva está en manos de concesionarios privados. Los aeropuertos se encuentran a medio vuelo, el mejor ejemplo es lo que pasa en Bogotá y ni hablar de lo que pasó en Barranquilla. Es que el Ministro Cardona, quien por ser de la provincia, debió haber comprendido en mayor dimensión lo que tenía que hacer en materia de infraestructura por las regiones colombianas. Pero no fue así y tal vez se quedó pensando que el resto de Colombia era lo mismo que trazar una vía hacia una finca cafetera. Creo que al Ministro de Transporte se le venció su cuarto de hora, si el Presidente Juan Manuel Santos es su amigo de verdad debería rescatarlo de estas aguas turbulentas y promoverlo a otra posición en donde pueda ser más efectivo y eficaz. Cardona Gutiérrez está a punto de ser sacrificado por la inquisición de los veredictos populares que lo cree un mal Ministro. Es 40
  41. 41. conveniente que dé un paso al lado, se retire con dignidad y asuma que ser Ministro de Transporte es algo muy distinto a manejar una empresa particular de construcción de obras. La salida del Ministro Cardona se da por segura en casi todos los sectores y para la buena salud gubernamental es oportuno que así sea. http://josedavidname.com/article/por-el-bien-del-presidente-german-cardona-debe-irse-del- ministerio-de-transporte/742/ 41
  42. 42. Verano entregó en quiebra las finanzas de nuestro Atlántico Martes, 22 de Mayo de 2012 El ex Constituyente Eduardo Verano De La Rosa llegó con bríos de gladiador y se fue de laGobernación del Atlántico por la puerta de atrás como el torero y el banderillero a quienes la bestia les resulta mansa y quedan en el ruedo llenos de vergüenza y sin nada más que hacer. Digo gladiador porque arribó anunciando que haría de todo y al final solo concretó como títere obediente lo que venía realizándose por la administración de Carlos Rodado, armó una que otra alharaca regional y se despidió sin pena ni gloria por el desastre financiero en que quedó el Departamento del Atlántico. El abogado, ex Embajador y radioperiodista Ventura Díaz Mejía estuvo en la Gobernación del Atlántico por más de tres años y durante su periodo le correspondió liderar un saneamiento financiero que fue varias veces reconocido por el Gobierno Nacional. La reestructuración que se obtuvo fue ejemplar y el Departamento quedó habilitado para avanzar sin contratiempos en su programa de inversiones, particularmente los proyectos de mayor impacto social. El equipo de finanzas públicas funcionó y con el apoyo del Ministerio de Hacienda y los bancos, Ventura Díaz consiguió una reestructuración generosa e histórica para el Atlántico. Pero cuando un desafortunado incidente jurídico obliga a que Ventura Díaz salga de la Gobernación del Atlántico, empieza a romperse el encanto. La algarabía reemplazó a la inteligencia y la austeridad se convirtió en derroche, creándose la situación más grave por el lado del sector salud que incluso fue infiltrado por bandas criminales, tal como reposa en investigaciones que adelanta la Fiscalía General de la Nación respecto del manejo de los dineros de la salud pública departamental. El ingeniero y economista Carlos Rodado Noriega es consciente de esa situación, con sus más cercanos colaboradores la analiza pero apenas la menciona tímidamente en su discurso de posesión el primero de enero de 2004 en la plaza principal del Municipio de Sabanalarga, su tierra natal. En privado Carlos Rodado hablaba muy mal de la salud financiera del Atlántico pero con el apoyo del profesional guajiro Nelson Amaya, pudo maniobrar en el primer periodo de su mandato aunque después las aguas se desbordaron por la presión que ejercía sobre las finanzas públicas la 42
  43. 43. necesidad de financiar el programa de agua potable y saneamiento básico, la ejecución del proyecto alimentario, el desarrollo vial y la infraestructura educativa. Tal vez uno de los aspectos más complicados fue la herencia del sector salud y la corrupción en varios frentes comprometidos con el desarrollo social. Aunque Rodado Noriega maquilló bastante los estados financieros del Atlántico, podría decirse que entregó un panorama relativamente estable pero con signos de alta vulnerabilidad. Se sabe que las comisiones de empalme entre Rodado y Verano se olieron el tocino e hicieron las respectivas advertencias y encendieron las alarmas, pero el ex Ministro del Medio Ambiente Verano De La Rosa que se caracteriza por una terquedad increíble no atendió los consejos. De allí la debacle. Con poco caso a los problemas financieros, la Gobernación de Verano en el Atlántico no solo se desbordó en contrataciones de dudoso efecto, concesiones onerosas y tratamiento excesivamente generoso hacia los amigos, sino que fue incapaz de demostrar fortaleza institucional cuando le correspondió enfrentar la tragedia de las inundaciones del Sur desde noviembre de 2010, limitándose a la asistencia humanitaria a través de mercados y drogas. Ahí no se hizo más nada. Lo fundamental quedó en veremos y por esta razón los habitantes del sur del Atlántico han padecido la peor de las crisis luego de las inundaciones que se dieron a principios de la década de los ochentas en el siglo pasado. El manejo financiero de Verano De La Rosa fue más devastador que una mina “quiebrapatas y es lamentable que la omisión de ciertos medios de información y de algunas veedurías hayan contribuido a dejar sus desaciertos en la más completa impunidad. Lamentable también que sectores mayoritarios de la Asamblea Departamental no hayan adelantado los debates de control político ni la asignación de responsabilidades correspondientes. Eduardo Verano De La Rosa abandonó el barco atlanticense cuando lo hizo chocar contra el iceberg del mal manejo departamental y le dejó una pobre herencia a José Antonio Segebre Berardinelli, quien ahora tiene que enfrentar la triste coyuntura de desfinanciar su plan de desarrollo “Acuerdo Social sobre lo Fundamental” y lo que es más delicado y preocupante aún, someter al Departamento a los rigores y a la tortura de la denominada Ley 550. http://josedavidname.com/article/verano-entrego-en-quiebra-las-finanzas-de-nuestro- atlantico/747/ 43
  44. 44. El Sur del Atlántico reclama rendición de cuentas sobre obras Lunes, 04 de Junio de 2013 Quienes presenciamos de cerca y seguimos el drama de millares de familias por las inundaciones de noviembre de 2010 en el Sur del Atlántico, sabíamos que sería bien difícil y compleja la tarea de reconstrucción dado el impacto devastador del fenómeno natural y el volumen de recursos económicos que demandaba volver a la normalidad. Al Presidente Juan Manuel Santos le correspondió inaugurar su mandato constitucional con una de las peores tragedias que ha registrado el país en los últimos años, con especial énfasis en el Sur del Atlántico y otras zonas de la Costa Caribe colombiana. En este contexto nacieron Colombia Humanitaria, el Fondo de Adaptación y una trascendental ley de la República para la gestión del riesgo y la prevención de desastres. Es muy probable que todo lo que ha tenido que hacerse no se repita por la experiencia que ha significado la emergencia ininterrumpida entre el 2010 hasta la fecha, amén de la gran demostración de solidaridad de los colombianos y de la comunidad internacional para aportar a los fondos que requiere la descomunal tarea de rehabilitación urbana y rural. Sin embargo, se han presentado retrasos e inconvenientes que en el caso del Sur del Atlántico dejaron al descubierto la incapacidad de gestión y la falta de liderazgo del entonces Gobernador Eduardo Verano De La Rosa, quien en lugar de facilitarle a su sucesor la exitosa culminación del proceso lo que hizo fue dejarle mayores problemas y una cuestionada labor de asistencia humanitaria a los damnificados, así como un poco claro balance de obras ejecutadas. Es muy seguro que por este motivo la administración pasada se negara sistemáticamente a hacer la rendición de cuentas que se le reclamaba respecto de la reconstrucción. Con la colaboración de la doctora Cecilia Álvarez (Gerente del Fondo Adaptación), y los doctores doctor Everardo Murillo (Gerente deColombia Humanitaria), y Carlos Iván Márquez (Director de Gestión del Riesgo), el Gobierno que preside José Antonio Segebre ha podido agilizar las tareas llevándolas a un punto más esperanzador para los pobladores afectados. Sin embargo, el desafío aún es inmenso. El 25 por ciento de la tierra continúa inundada en el sur del Atlántico. El pasado 29 de mayo, el Presidente Juan Manuel Santos hizo otra histórica visita a nuestro Departamento y entregó un balance de trabajos, recursos y obras que bien vale sacar de 44
  45. 45. un recinto cerrado para trasladarlo a un espacio abierto a la comunidad que es la que más debe conocer ese informe. Las cifras que se entregaron se quedan en titulares de prensa, radio y televisión, cuando la idea es que la comunidad sea más consciente del tremendo esfuerzo que hacen las autoridades nacionales, departamentales y locales. En una primera fase de su reporte, el Presidente Santos afirma que en el caso del Atlántico son 89 obras, de las cuales 8 se hallan en estado crítico, o sea que se han ejecutado en menos del 40 por ciento. La inversión humanitaria asciende a 315 mil millones de pesos. Hay licitaciones abiertas para acueducto y alcantarillado en 8 municipios, serán construidas 16 mil viviendas, la solución a los problemas eléctricos avanza, se invierten 55 mil millones de pesos en colegios afectados, y el gran total es del orden de 1.6 billones de pesos sumándole la estabilización de la zona del Canal del Dique. Creemos sinceramente que más adelante podrá decirse, aunque parezca un contrasentido, que valió la pena la tragedia porque el Sur quedará mejor de lo que estaba. No obstante, el camino hacia allá es tortuoso. De todo lo que dijo el Presidente lo que más incomodó a los diputados de la Honorable Asamblea es que se afirmara que la reconstrucción del Sur del Atlántico está lista en un 88 por ciento. Los informes de prensa descontextualizaron al mandatario. Él aseguró literalmente que el 88 por ciento de las pequeñas obras ha sido ejecutado y que faltan por conocerse los resultados de las grandes obras que están licitándose o en proceso. A esa parte le falta otra no menos importante según lo reafirma el Jefe de Estado. “Queda también un gran reto y es la parte productiva, la parte de poner al sur del Atlántico nuevamente a ser una economía dinámica que genere ingresos para la gente, que genere empleo para la gente. Allí también hay una serie de proyectos que estamos poniendo en marcha con el Gobernador y con los alcaldes”. Desconocer el esfuerzo que se hace sería un exabrupto y una ofensa a un Gobierno preocupado por la suerte del Sur del Atlántico. Pero la gente de esta gran despensa regional espera y reclama una rendición de cuentas más detallada y precisa sobre las obras, para que exista absoluta claridad sobre lo que había y lo que habrá antes y después de la tragedia. Estoy seguro que el Presidente Juan Manuel Santos no tendrá inconvenientes en hacer esa rendición de cuentas en la propia zona del desastre. http://josedavidname.com/article/el-sur-del-atlantico-reclama-rendicion-de-cuentas-sobre- obras/757/ 45
  46. 46. Quiero creer que obras de la reconstrucción del Sur estarán listas en el 2013 20 de julio de 2013 El 30 de noviembre de 2010 se produjo la catástrofe. Millares de damnificados, poblaciones, cultivos y animales bajo las aguas. Incalculables pérdidas económicas. Tragedia social innegable. Así quedó el Sur del Atlántico después del rompimiento del Canal del Dique. El Gobierno de entonces aplicó paños de agua tibia para esconder su incapacidad frente al tema y el que le sucedió a partir del primero de enero del 2012, encontró muchos contratiempos. Particularmente en el nivel de decisión nacional donde debían acelerarse las gestiones y determinaciones finales. En su momento, el Fondo de Adaptación Nacional le echó las culpas a una mala elaboración de los proyectos por parte de la Gobernación del Atlántico, razón por la cual ni siquiera había comenzado el proyecto de reconstrucción del Sur del Atlántico. Un poco más tarde el Gobernador José Antonio Segebre Berardinelli perdió la paciencia y fustigó de manera fuerte al Gobierno Nacional por la demora en cabeza del Fondo de Adaptación que para colmo de males ha estado a cargo de una profesional barranquillera, Carmen Arévalo Correa. Creía uno que por ser de la zona, por simple sentimiento territorial, el asunto sería más fácil. Pero no. Dice el dicho que no hay cuña que más apriete que la del mismo palo y aquí parece reflejarse literalmente. El Gobernador Segebre y la señora Arévalo Correa acordaron hacerse pasito nuevamente, celebraron la reconciliación, anuncios van, anuncios vienen, declaraciones radiales, tomas en la televisión, fotos en los periódicos. Ahora sí, todo va a salir bien para el sur del Atlántico, manifestaron en esa oportunidad. Se calmaron los ánimos y las aguas volvieron a ser mansas. Pero a julio 21 de 2013, seguimos a la espera de que la reconstrucción del Sur del Atlántico sea una realidad palpable. Hace algunos días el seño Presidente de la República, Juan Manuel Santos Calderón, dijo en el Municipio de Soledad que a él le daba pena en se momento ir al Sur del Atlántico, por las demoras en el proceso de rehabilitación de la zona. Recientemente la Asamblea del Atlántico se trasladó con sus diputados al Sur y aunque se produjeron reacciones tal vez extemporáneas y tardías, fue importante que la corporación política dejara su constancia frente al incuestionable retraso en la ejecución de las obras y el hecho 46
  47. 47. evidente de que casi tres años después tengamos aún a muchas familias damnificadas en estado de mendicidad. El Fondo de Adaptación Nacional ha cogido la mala costumbre de actuar como ciertos animales de carga que caminan solo cuando los puyan. Tan pronto se conoció la declaración de los diputados, el Fondo anunció dos adjudicaciones importantes. Blanco es gallina lo pone, hay que presionarlo para que ande, lo cual me resulta inadmisible ante el compromiso reiterado del Presidente Santos con esta subregión agropecuaria del Caribe colombiano. Hace 9 días el Gobernador Segebre hizo un Consejo administrativo con su equipo y los alcaldes del Sur para explicar las acciones que adelanta con el fin de cristalizar de una vez por todas, la recuperación social y económica de esta parte vital del Atlántico. Se anuncia que en el mes de agosto habrá una visita del Presidente Santos al Sur para la entrega de por los menos 30 obras relacionadas con el proyecto de reconstrucción. Si es así, eureka, fantástico, maravilloso. Quiero creer en la palabra del Gobernador José Antonio Segebre y en este orden de ideas espero que las obras de la reconstrucción del Sur del Atlántico estén listas en el 2013, en el marco de un proceso que no debe terminar aquí sino que debe continuar para que los municipios del área logren concretar los planes que en el pasado no pudieron darse, pero que un desastre natural sirvió en bandeja de plata para que el desarrollo no siguiera saliéndoseles de las manos. http://www.josedavidname.com/article/quiero-creer-que-obras-de-la-reconstruccion-del-sur- estaran-listas-en-el-2013/925/ } Gobierno Segebre, desastre anunciado para mal del Atlántico 15 de octubre de 2013 ¿Gobierno? ¡Ni más faltaba! ¿Cuál gobierno? Eso es lo que le ha faltado al departamento del Atlántico durante los últimos 21 meses, para infortunio de quienes habitamos esta hermosa tierra 47

×