Successfully reported this slideshow.
We use your LinkedIn profile and activity data to personalize ads and to show you more relevant ads. You can change your ad preferences anytime.
EDUCACIÓN AMBIENTAL COMO ESTRATEGIA PARA EL MANEJO Y LA 
CONSERVACIÓN DEL PARQUE SANTOS LUZARDO. 
Municipio Pedro Camejo, ...
Este planteamiento, conduce a la reflexión sobre cuál debe ser la actitud de 
cada ser humano hacia su ambiente natural y ...
cual las decisiones y las acciones de diferentes países pueden tener 
repercusiones internacionales. 
La educación ambient...
ampliación de los enfoques tradicionales educativos en estas áreas. Por otra 
parte, la experiencia recopilada ha permitid...
de la comunidad en la conservación del área natural protegida. 
De igual manera, Pellegrini et al, (2000), señalan que den...
del educador ambiental como parte integrante del equipo de gestión de las áreas 
protegidas, se ha logrado la captación de...
Sierra Nevada, el cual abarca las máximas cumbres de la cordillera de los Andes 
venezolanos. Pero en realidad, es a parti...
futuras es una de las más loables condiciones humanas al legar a las 
generaciones posteriores los recursos disponibles en...
Problemática del parque Nacional Santos Luzardo 
Los problemas ambientales del Parque se sintetizan en la inexistencias de...
La prohibición o corrección de actividades degradantes del ambiente; el 
control, reducción o eliminación de factores, pro...
Educación en su Artículo 15, Numeral 5, establece: Impulsar la formación de una 
conciencia ecológica para preservar la bi...
La implementación de la bioética -entendida esta como el punto de 
confluencia entre lo humanístico y el avance científico...
diversos grupos étnicos y culturales. Por consiguiente, las actividades principales 
son la documentación del conocimiento...
PROTEGIDAS. Documento presentado en el Congreso Iberoamericano de 
educación ambiental. 
Sanabria, M. (2008). Hacia un mod...
Upcoming SlideShare
Loading in …5
×

EDUCACIÓN AMBIENTAL COMO ESTRATEGIA PARA EL MANEJO Y LA CONSERVACIÓN DEL PARQUE SANTOS LUZARDO.

781 views

Published on

Este planteamiento, conduce a la reflexión sobre cuál debe ser la actitud de cada ser humano hacia su ambiente natural y bajo que premisas debe fundamentar las relaciones con el mismo y esta debe ser una tarea de todas las personas de cualquier comunidad. De esta manera, la enseñanza se enfocará hacia reales objetivos: formar seres humanos conscientes de su propia naturaleza y capaces de enfrentar los retos que la vida plantea de una manera digna.

Published in: Education
  • Be the first to comment

  • Be the first to like this

EDUCACIÓN AMBIENTAL COMO ESTRATEGIA PARA EL MANEJO Y LA CONSERVACIÓN DEL PARQUE SANTOS LUZARDO.

  1. 1. EDUCACIÓN AMBIENTAL COMO ESTRATEGIA PARA EL MANEJO Y LA CONSERVACIÓN DEL PARQUE SANTOS LUZARDO. Municipio Pedro Camejo, estado Apure – Venezuela, mayo 2014 Hazael Alfonzo y Ángel Gómez UNELLEZ-Apure. Programa de Ciencias del Agro y del Mar, VPDR. Campus Universitario El Recreo, San Fernando 7001, Estado Apure, Venezuela. E-mail: hazaelalfonzo@hotmail.com y angelome21@hotmail.com. Introducción La educación constituye un aspecto fundamental en el desarrollo de cualquier individuo. Desde que nace hasta que expira, el ser humano está adquiriendo conocimientos para su crecimiento integral. Lo que realmente puede transformar de forma total la vida de una persona, y por ende una comunidad y nación es, la educación. El futuro de las naciones se asienta en la educación que sus habitantes reciban en cada área de su personalidad y su entorno. En este caso, la Educación Ambiental constituye para Velázquez (2009): Una herramienta fundamental para el progreso de toda nación, debido a que, de acuerdo a los conocimientos que sus habitantes posean, sobre las relaciones que debe tener el individuo con su ambiente natural, se podrá garantizar la calidad de vida de este así como la perpetuación de las diferentes especies y por supuesto de la raza humana. (p.12). Por ello, la situación ambiental que vive el planeta, iniciándose el siglo XXI, la cual se identifica con los aspectos ecológicos, y se caracteriza con los modos de vida de las personas; necesita de una educación que se enfoque a la apropiación de valores ambientales y de convivencia democrática con todas las especies, fomente la internalización de valores favorables hacia la conservación de su entorno y la resolución de problemas ambientales, a través de toma de decisiones y actuaciones dirigidas a la protección y cuidado ambiental. El paradigma ecológico y con él, la educación ambiental, es la vía expedita y efectiva para la formación axiológica que permita al ser humano adquirir y desarrollar actitudes y comportamientos armónicos con su ambiente, que replantee las relaciones hombre-naturaleza.
  2. 2. Este planteamiento, conduce a la reflexión sobre cuál debe ser la actitud de cada ser humano hacia su ambiente natural y bajo que premisas debe fundamentar las relaciones con el mismo y esta debe ser una tarea de todas las personas de cualquier comunidad. De esta manera, la enseñanza se enfocará hacia reales objetivos: formar seres humanos conscientes de su propia naturaleza y capaces de enfrentar los retos que la vida plantea de una manera digna. De igual manera, en los procesos de innovación que vive la humanidad para la transformación de las sociedades, la educación ha implementado innumerables planes, proyectos y estrategias para llevar a cabo una educación de calidad y conformar una sociedad donde se vincule la comunidad con la familia y la escuela, bajo el enfoque de facilitar un bienestar individual y colectivo. Vista desde esta perspectiva, la educación ambiental para Sanabria (2008): Juega un papel de transcendental relevancia, por cuanto, es concebida como el proceso de reconocer, valorar y aclarar conceptos para crear destrezas, valores y aptitudes necesarias para comprender la relación mutua entre el hombre, su cultura y el medio biológico circundante (p.129). De este modo, se entiende la educación ambiental, como una corriente internacional de pensamiento y acción cuya meta es procurar cambios individuales y sociales que conllevan a mejorar el ambiente y su desarrollo sostenible. Por lo tanto, entre los objetivos de la educación ambiental se tienen, lograr que tanto los individuos como las comunidades comprendan la complejidad del ambiente natural y el creado por el ser humano, resultado este último de la interacción de los factores biológicos, físicos, químicos, sociales, económicos y culturales para que adquieran los conocimientos, valores, actitudes y habilidades practicas que permitan participar de manera responsable y efectiva en la prevención y solución de los problemas ambientales. Mostrar claramente la interdependencia económica, política y ecológica del mundo moderno, debido a la
  3. 3. cual las decisiones y las acciones de diferentes países pueden tener repercusiones internacionales. La educación ambiental le permite al individuo comprender las relaciones de interdependencia con su entorno, a partir del conocimiento reflexivo y crítico de su realidad biofísica, social, política, económica y cultural. Este proceso debe generar en los individuos y en su comunidad donde se desenvuelven, actitudes de valoración y respeto por el ambiente, y de esta manera, propiciar un mejoramiento de la calidad de vida, en una concepción de desarrollo humano que satisfaga las necesidades de las generaciones presentes, asegurando el bienestar de las generaciones futuras. Los parques nacionales, además de brindar diversión en los turistas en sus paseos vacacionales, proveen de agua potable a los ciudadanos y actúan como grandes pulmones que absorben la contaminación de las grandes ciudades, ayudando así a mitigar los efectos del cambio climático. Más del 85% del agua que consumen los venezolanos proviene de los parques nacionales, garantizando así la calidad de la misma, no sólo para el aseo personal y tareas domésticas sino también para uso industrial y agrícola. También, los parques nacionales son espacios para la investigación científica y para el desarrollo de productos de la industria farmacéutica. El objetivo de este trabajo fue Analizar la educación ambiental como estrategia para el manejo y la conservación del Parque Nacional Santos Luzardo. Educación ambiental para la conservación de las áreas naturales protegidas Uno de los esfuerzos más importantes que se han venido realizando en el campo de la gestión de las áreas protegidas en Venezuela, es la promoción de la educación ambiental como instrumento que permita viabilizar la consecución de los objetivos de las áreas mediante la sensibilización y participación de la sociedad. Este proceso ha permitido lograr el reconocimiento de la importancia de la herramienta educativa entre los gestores de las áreas protegidas, así como la
  4. 4. ampliación de los enfoques tradicionales educativos en estas áreas. Por otra parte, la experiencia recopilada ha permitido iniciar el establecimiento de principios y lineamientos que orienten el desarrollo de programas de educación ambiental en estas áreas. Estos principios pueden resumirse de la siguiente manera de acuerdo a Pellegrini et al, (2000): - Las acciones que se realicen deberán responder a políticas generales, y a unas estrategias particulares condicionadas por las realidades institucionales, legales, ambientales, sociales y políticas de las áreas. - La planificación estará basada en la determinación de los problemas ambientales, el estudio de visitantes, la caracterización de las comunidades y los recursos reales y potenciales de cada área, lo que asegura la adecuación de las acciones educativas a la visión integral y sostenible del manejo de las áreas. - El fin axiológico de las acciones educativas es la conservación del área y sus recursos fundamentado en la ampliación de la base de apoyo social de esta. - Los programas y actividades que se realicen deben convertirse en mecanismos de integración y comunicación que facilite la gestión del área mediante procesos democráticos, equitativos y participativos. - Las acciones educativas deberán considerar las vivencias y experiencias de los sujetos, que trascienden en un aprendizaje más significativo y pertinente a las realidades de cada área (Enfoque constructivista). Así mismo, se deberá prestar atención a las tradiciones y cultura de la población y procurar el rescate de las prácticas tradicionales de uso sostenible de los recursos. Desde esta perspectiva, se buscará insertar al individuo en la realidad ambiental del área protegida mediante el uso de métodos vivenciales y activos, lo que asegura una experiencia significativa. Sin perder la perspectiva de que algunos beneficiarios que viven próximos a las áreas no se pueden desplazar hacia éstas, por lo que deberán desarrollarse elementos y actividades que permiten divulgar información y promover la valoración del área fuera de ésta, y se dará particular énfasis en la utilización de métodos que estimulen la participación
  5. 5. de la comunidad en la conservación del área natural protegida. De igual manera, Pellegrini et al, (2000), señalan que dentro del manejo de las áreas naturales protegidas se han establecido cuatro tipos de estrategias que coadyuvan al logro de sus objetivos. Estas son: Comunicación y divulgación: donde se contemplan todos los medios de información (carteleras, videos, publicaciones, folletos, entre otros) dirigidos a los usuarios. Extensión comunitaria: que son acciones encaminadas a la sensibilización y capacitación en áreas prioritarias a las comunidades que viven dentro y aledañas a las áreas protegidas. Capacitación: se refiere a la continua actualización y formación en áreas prioritarias del personal que las maneja y los grupos de voluntarios y docentes que emprenden acciones en pro de la conservación del área. Interpretación: implica la creación de infraestructuras y actividades que faciliten la comprensión de la dinámica del ambiente y promuevan valores ambientales a través de experiencias directas con el ambiente, lo que provee a los participantes de nuevas formas de interacción y utilización de estos espacios protegidos. Por lo tanto, el desarrollo de estos principios, lineamientos y orientaciones metodológicas, así como la progresiva aplicación de los mismos, se ha visto favorecido en los últimos años por el proceso de transformación y fortalecimiento institucional del Instituto Nacional de Parques (INPARQUES, 2010), “el cual es el organismo del Estado venezolano encargado de la gestión del subsistema de Parques Nacionales y Monumentos Naturales, así como de una red nacional de Parques de Recreación” (p.89). Como parte de estas acciones se ha conformado un importante grupo de profesionales y técnicos que trabajan en la planificación y ejecución de programas educativos en estas áreas. Por otra parte, aún cuando los programas de educación y comunicación en los Parques Nacionales están aún en proceso de consolidación institucional, organizativa y operativa, comienzan a producirse los primeros beneficios de estos programas. Algunos de estos frutos son los siguientes: Se ha fortalecido la figura
  6. 6. del educador ambiental como parte integrante del equipo de gestión de las áreas protegidas, se ha logrado la captación de personal de buen nivel académico y experiencia en el campo de la educación ambiental, se han establecido programas de actualización para este personal, se comienzan a definir pautas y orientaciones acordes a las condiciones del país, y se han logrado importantes alianzas que permiten la ampliación y fortalecimiento de los programas educativos. Educación ambiental para la conservación de especies, áreas y la concientización del valor de la diversidad biológica. La educación ambiental como contribución al desarrollo sostenible está encaminada no solo a hacer comprender al ser humano los distintos elementos que componen el ambiente y las relaciones que se establecen entre ellos, sino también a lograr: concientizar, sensibilizar, promover valores, conocer, analizar, realizar acciones, respecto del cuidado y mejoramiento del medio ambiente y desde el punto de vista de las conductas: cambios de hábitos, acciones de mejoramiento en ambiente, resolución de problemas de forma individual y colectiva. Además, la educación ambiental constituye la actividad de enseñar, generalmente en forma masiva las relaciones del ser humano con su ambiente (Conferencia de Naciones Unidas, Estocolmo, Suecia). De tal manera, la educación ambiental aporta la visión sintetizadora necesaria para la comprensión e interpretación de la interacción ambiente-sociedad, para lograr procesos de cambio que orienten a la humanidad hacia un sistema de relaciones más armónicas entre la sociedad y el ambiente, que propicie una calidad de vida decorosa y equitativa para las sociedades de la tierra y permita el tránsito hacia niveles de desarrollo sostenible (Expósito at al.,2012). Antecedentes de los Parques Nacionales En Venezuela la creación y gestión de parques nacionales comenzó en el año 1937 por iniciativa Henri Pittier, se creó el primer parque nacional en la cordillera de la costa, con el nombre de “Rancho Grande”. Posteriormente, a principio de la década de los 50, se establece el segundo parque denominado
  7. 7. Sierra Nevada, el cual abarca las máximas cumbres de la cordillera de los Andes venezolanos. Pero en realidad, es a partir de 1958 cuando se inicia el proceso de estructuración del Sistema de Parques Nacionales con la creación de la unidad administrativa que los ha manejado hasta el presente, la cual se fundamentó en un documento producido por una Comisión Nacional, titulado “Plan prelimi nar de trabajo para la creación de parques nacionales y otras áreas protegidas” (García, 2014). Es importante destacar, que entre los años 1958 y 1969 se decretaron seis parques nacionales orientados a proteger las cuencas hidrográficas para asegurar el suministro de agua a las áreas urbanas, agrícolas, energéticas e industriales, además de importantes y prístinos recursos naturales presentes en la zona. Entre 1972 y 1975 se decreta el primer parque nacional marino y once parques más, orientados a consolidar un sub–sistema de áreas marinas y costeras, así como otros Biomas no representados en el Sistema. En 1978 se establecen siete parques más, tres fronterizos con Colombia y Brasil y los otros en el antiguo Territorio Federal Amazonas. Finalmente, desde 1987 hasta el 2014, se han establecido diecisiete parques más, los cuales han permitido garantizar muestras inalteradas de casi la totalidad de los ambientes geográficos y Biomas del patrimonio natural venezolano. En síntesis, el actual sistema está conformado por 43 Parques Nacionales que abarca, 12.988.140 has, equivalentes al 14,17% de la superficie del País. Si a ello se añaden los 21 Monumentos Naturales que paralelamente han sido decretados, estaremos hablando de 1.140.927 has más, para un total de 14.129.067 has, que representa el 15,42% de la superficie del país (García, 2014). Política macro de los parques nacionales Una política gubernamental seria y responsable debe incluir la protección de ciertas áreas cuyas características ecológicas, paisajísticas y de vida animal o vegetal generen la necesidad de ser conservadas para permitir actividades recreativas, turísticas o incluso de investigación. La previsión de las exigencias
  8. 8. futuras es una de las más loables condiciones humanas al legar a las generaciones posteriores los recursos disponibles en el presente. Es por ello que el Estado venezolano decidió crear parques nacionales, los cuales forman parte de las áreas bajo régimen de administración especial (A.B.R.A.E.), sin embargo, estas acciones eran muy tímidas en su comienzo. Lamentablemente, después de 1993 no han sido creadas más áreas con estas características y quienes actualmente detentan el poder no han hecho el más mínimo esfuerzo de acrecentar el acervo de ecosistemas protegidos. Parque Santos Luzardo El parque nacional Santos Luzardo, también conocido como parque nacional Cinaruco-Capanaparo (o viceversa), está ubicado entre los ríos Capanaparo y Cinaruco y la confluencia de los mismos con el río Orinoco , en jurisdicción de los Municipios Pedro Camejo y Achaguas del Estado Apure, Venezuela. Fue creado en 1988 según decreto presidencial Nº 2018, el día 24 de febrero, publicado en Gaceta Oficial Nº 33.958 de fecha 4 de mayo del mismo año, bajo la presidencia de Jaime Lusinchi. Presenta una extensa superficie de médanos conformados por dunas que se localizan al centro Norte del parque; al Sureste se encuentran las Galeras del Cinaruco, que son elevaciones rocosas con una extensión de 95 km.2, cubiertos de vegetación, rodeada de gramíneas y heredado de las formaciones rocosas del Macizo Guayanés, son elevaciones rocosas cubiertas de vegetación, rodeadas de pasto y bosques de galería, que alcanzan hasta 250 metros de altura y muestran un gran contraste en medio de las sabanas bajas y planas de la región. Estas insólitas montañas tienen una extensión de 95 km2. La existencia de morichales, bosques de galería, caños, lagunas llaneras, ríos que conforman islas y extensas barras arenosas, constituyen una diversidad de paisajes llaneros que resaltan la importancia del parque como área de reserva y protección de complejos ecosistemas. Es protegido por el Instituto Nacional de Parques de Venezuela (INPARQUES), el cual asume una política sistemática de conservación y preservación de los recursos naturales del parque.
  9. 9. Problemática del parque Nacional Santos Luzardo Los problemas ambientales del Parque se sintetizan en la inexistencias de linderos, la existencia de ganadería que por ser suelos muy pobres, el ganado impacta mucho el ambiente de sábana, los incendios de vegetación inducidos por el hombre, la tala, las actividades de recreación sin control, la pesca y la caza furtiva. Además durante las temporadas de vacaciones y días de asueto un gran número de visitantes hacen uso del parque, pero por falta de conciencia ambiental mucho de estos turistas dejan grandes cantidades de residuos sólidos como botellas de vidrio y plásticas, latas, bolsas plásticas y restos de comida, lo cual no solo contamina visualmente al parque, sino que además puede afectar las poblaciones de peces tortugas y toninas que consumen estos materiales equivocadamente como comida, los cuales les pueden ocasionar la muerte (PRSEPRCA, 2013). Acciones ejecutadas en el Parque Nacional Santos Luzardo para su conservación a través de la educación ambiental. En la actualidad se están realizando campañas de concienciación, donde pobladores y funcionarios recolectan la basura abandonada por los turistas en las márgenes del rio. En ese sentido, se está desarrollando entonces una cultura ambiental para educar a los usuarios del parque sobre la sustentabilidad del mismo. A demás se realizan censos anualmente para conocer el incremento de la biodiversidad existente. Esto se corresponde con el censo realizado el 2011, el cual demuestra que la diversidad disminuyo en un 63,3% en los últimos diez años, lo que representa una señal de alarma que indica que se deben reforzar la educción ambiental, las acciones de guardería, el manejo de las especies y los programas socio productivos dirigidos a los habitantes locales, especialmente a los indígenas que presentan mayor grado de pobreza. Necesidades educativas del Parque Nacional Santos Luzardo
  10. 10. La prohibición o corrección de actividades degradantes del ambiente; el control, reducción o eliminación de factores, procesos o componentes del ambiente que sean o puedan ocasionar perjuicios a la vida del ser humano y de los demás seres. La orientación de los procesos educativos y culturales a fin de fomentar conciencia ambiental; la promoción y divulgación de estudios e investigaciones concernientes al ambiente; el fomento de iniciativas públicas y privadas que estimulen la participación ciudadana en los problemas relacionados con la defensa del ambiente, y en especial de la región geográfica donde está ubicado parque. La administración del parque ha estado realizando actividades educativas relacionadas con la educación ambiental, charlas, conversatorios, a los fines de concientizar a los pobladores sobre la sustentabilidad del parque. En tal sentido, la Prensa Mintur (21/05/2014), reseña que más de 60 voluntarios de la entidad apureña llevaron a cabo una jornada de saneamiento y limpieza en el Parque Nacional Santos Luzardo, a fin de recuperar su encanto original. En la cual recolectaron alrededor de unas 10 toneladas de basura, entre plásticos, botellas y vidrios, junto a 3 toneladas de estructuras de hierros y chatarras, fueron colectadas en estos espacios que se encontraban en estado de abandono y contaminados. Marco legal para el manejo de los Parques Nacionales La Constitución de la República Bolivariana de Venezuela, publicada en Gaceta Oficial Número: 36.860, de fecha 30 de diciembre de 1999. Artículo citado el 128. . "El estado desarrollará una política de ordenación del territorio atendiendo a las realidades ecológicas, geográficas, poblacionales, sociales, culturales, económicas, políticas, de acuerdo con las premisas del desarrollo sustentable, que incluya la información, consulta y participación ciudadana. Una ley orgánica desarrollará los principios y criterios para este ordenamiento". Ley Orgánica de Educación (2009), publicada en Gaceta Oficial Extraoficial Número: 5.929 de fecha 15 de agosto de 2009. Ley Orgánica de
  11. 11. Educación en su Artículo 15, Numeral 5, establece: Impulsar la formación de una conciencia ecológica para preservar la biodiversidad y la socio-diversidad, las condiciones ambientales y el aprovechamiento racional de los recursos naturales, esta Ley también sustenta esta investigación, pues impulsa a los ciudadanos, especialmente en el área educativa a la formación en conservación de los espacios ecológicos y ambientalistas para el bienestar de todos los ciudadanos y ciudadanas. En este sentido, este artículo la señala que la Educación fomentará el desarrollo de una conciencia ciudadana para la conservación, defensa y mejoramiento del ambiente, calidad de vida y el uso racional de los recursos naturales, que contribuirá a la formación y capacitación de los equipo humanos necesarios para el desarrollo del país y la promoción de los esfuerzos creadores del pueblo venezolano hacia el logro de su desarrollo integral, autónomo e independiente. Dentro de las concepciones que sustentan el estudio no se pueden descartar todas aquellas que guarden relación con el Medio ambiente enmarcados dentro de la Educación Ambientalista. Ley de Gestión de la Diversidad Biológica (2008), publicada en Gaceta Oficial Extraoficial Número: 39.070 del 2008. Ley de Gestión de la Diversidad Biológica en su Artículo 2, literal 1, comprende: la conservación de todos sus componentes a fin de preservar o restablecer los equilibrios ecológicos que permitan al hombre y demás seres vivos convivir en armonía con su ambiente. Literal 2, el manejo y aprovechamiento de los diferentes componentes de la diversidad biológica, bajo principio de sustentabilidad ecológica y bioéticos, respetando los valores culturales y considerando la participación justa y equilibrada de la población en los beneficios que se deriven de aquellos. En ese sentido, la Ley de Gestión de la Diversidad Biológica, obliga al estado a crear los mecanismos para la conservación y aprovechamiento de los diferentes elementos de la diversidad biológica en el marco de sustentabilidad ecológica. Aspectos bioéticos de la educación ambiental en el manejo y la conservación de los parques
  12. 12. La implementación de la bioética -entendida esta como el punto de confluencia entre lo humanístico y el avance científico-técnico, relacionando la responsabilidad del hombre ante los resultados de su obra, de sí mismo y de su entorno existencial presente y futuro- en el mundo ha permitido el desarrollo de un elevado interés de influir en la mentalidad contemporánea, en las legislaciones internacionales y locales y, especialmente, en el comportamiento de los profesionales que se desenvuelven en ese campo. Entonces, se espera ahora que se logre la transformación de la mentalidad de forma global, para que vuelva a recuperar el interés original por los temas ambientales e impacte en beneficio del presente y del futuro. Por tal razón, se pretende ahora no solo la sensibilización bioética, sino la modificación de comportamientos y actitudes, e incidir de forma eficiente en la conducta de profesionales y ciudadanos con valores éticos cada vez más apropiados a nuestras circunstancias. Conclusión La educación ambiental es planteada como estrategia ante la vulnerabilidad de la vida planetaria, por tal razón, debe estar orientada a la formación de ciudadanos críticos, reflexivos y comprometidos con los ideales de la democracia, la justicia y el respeto por el ambiente. Especialmente, la educación ambiental ha de propiciar la generación de nuevos valores, una cultura de permanencia, de durabilidad, de sostenibilidad, porque en la medida que las actitudes y comportamiento de los individuos sean sustentados por valores nuevos, revitalizados y armonizadores, estaremos cerca a solucionar muchas problemáticas en materia ambiental. La educación ambiental desde la perspectiva de este ensayo, se plantea un doble desafío: por un lado, favorecer un aprendizaje más autónomo, cuestionador e innovador para los individuos o usuarios; y por otro, se hace imprescindible que el organismo rector del manejo de los Parques Nacionales sea capaz de realizar un análisis sistemático, reflexivo y de formación crítica permanente sobre el ambiente. Para ello, es fundamental que la educación esté relacionada con la cultura de cada pueblo, y que se diferencie de acuerdo con las características de
  13. 13. diversos grupos étnicos y culturales. Por consiguiente, las actividades principales son la documentación del conocimiento comunitario y la realización de acciones sobre la base de conceptos locales. De tal manera, que los líderes locales estén involucrados en implementar actividades educativas para mejorar las prácticas del individuo relacionadas con la agricultura, la salud humana y animal, y al aprovechamiento de los recursos ambientales. Es urgente inicial un programa de educación ambiental en el Parque Nacional Santos Luzardo para que los lugareños y turistas no capturen ni maten los caimanes, de lo contrario se producirá su extinción. Por tal razón la empresa Palma Real C.A. ha venido apoyando esta iniciativa mediante la publicación de material educativo para ayudar a fortalecer la conciencia ambientalista del apureño. Referencias Constitución de la República Bolivariana de Venezuela (1999). Publicada en Gaceta Oficial Extraordinaria Nº 36.860, de fecha 30 de diciembre de 1999. Caracas. Expósito Reyes, Briyit; Montero Barbán, Jorge y Puentes Silva, Yamilé (2012). Acciones para favorecer la educación ambiental a partir de los problemas ambientales existentes en el mundo actual. Revista OIDLES-Vol 6, Nº 12. INPARQUES (2010) Formulación de políticas y diseño de estrategias de Educación Ambiental y Participación Comunitaria en Parques Nacionales; Monumentos Naturales y Parques de Recreación. Caracas. Ley Orgánica de Educación (2009), Gaceta Oficial de la República Bolivariana de Venezuela Nº 5.929 de carácter extraordinario en fecha 15 de Agosto de 2009. Ley Orgánica del ambiente (2006), Gaceta Oficial Número 5.833 Extraordinaria de la República Bolivariana de Venezuela, Caracas 22 de Diciembre de 2006. Ley de Gestión de la Diversidad Biológica (2008), Gaceta Oficial Número 39.070 Extraordinaria de la República Bolivariana de Venezuela, Caracas 2008. Pellegrini, Ni la C.; Álvarez, Alejandro; Moncada, José Alí; Navas, Antonio; Rávago, Ulandia; Rivero, Ana (2000). LA EDUCACION AMBIENTAL PARA LA PROTECCIÓN DE LA BIODIVERSIDAD Y LAS ÁREAS NATURALES
  14. 14. PROTEGIDAS. Documento presentado en el Congreso Iberoamericano de educación ambiental. Sanabria, M. (2008). Hacia un modelo de gestión participativa en el Parque Nacional Morrocoy: Bases para el establecimiento de programas de educación, comunicación y desarrollo de capacidades ambientales. Informe a FUDENA. Mecanografiado. Velázquez, M (2009) Biodiversidad en Venezuela. Ponencia Presentada en el II Foro Venezuela Taller sobre Diversidad Biológica. Información localizada en Internet: García, José Rafael (2014). Historia de nuestros parques nacionales. Disponible en la http://www.mucubaji.com/3Sistema.html (Consulta: 30/05/2014) Programa de responsabilidad social empresarial la Palma Real C.A. (PRSEPRCA, 2013). Parque Nacional Santos Luzardo (Cinaruco-Capanaparo). Caimán del Orinoco, Mapa guía ilustrada orientada a la conservación. [Folleto]. Autor: Díaz, M. (2014 21 de mayo). Parque Nacional Santos Luzardo retomó su belleza natural. Prensa Mintur.

×