Successfully reported this slideshow.
We use your LinkedIn profile and activity data to personalize ads and to show you more relevant ads. You can change your ad preferences anytime.

Arquitectura en Guadua, Arq Oscar Hidalgo Lopez

49,614 views

Published on

Libro totalmente recomendado para estudiantes, profesionales de la construcción, carpinteros y todos aquellos interesados en el manejo adecuado de la guadua en estructuras. Agradecimientos a la Universidad Nacional de Colombia - Puede descargarse gratis.

Published in: Education
  • Mainly semen increase (Ejaculation) which is why I purchased this product initially. Increase in semen was my main priority and it was satisfied. ●●● https://tinyurl.com/semenax101
       Reply 
    Are you sure you want to  Yes  No
    Your message goes here

Arquitectura en Guadua, Arq Oscar Hidalgo Lopez

  1. 1. H a .11‘ ¡‘l glfiil; ¡ug i lil. ‘ r h _ l l l il- i; llllllïï ' i: l- . i l .4 si b ll "* ll; a
  2. 2. ¡"IB BAMBU INTRODUCCION Sin lugar a dudas, el bambú fué el primer elemento utilizado por el hombre asiático en la construcción de sus primeros refugios, ya que la madera de esta planta, en comparación con la de los árboles, era la que más se facitilaba para sar trabajada con sus primitivas herramientas. Posteriormente, con el empleo progresivo dc herramientas cada vez más fuertes, pudo en igual forma utilizar materiales más duros o dificiles de elaborar, siendo asi‘, como después del bambú pudo trabajar la madera y luego la piedra. Estas tres elementos tienen una gran importancia en ta historia del hombre, porque atlas marcaron en el transcurso de los siglas, no sólo las diversas etapas de su evolución, sino los diferentes periodos de la arquitectura de los pueblos orientalesmiruíendo a la vez para determinar en algunos de ellos, como en la India, el tipo de material empleado en ta construcción de la vivienda de cada uno de los tres estratos sociales más sobresalientes. asi: la clase baja, formada en su mayor parte por labradores. utilizó el bambú en la construcción de sus viviendas: la clase media, la madera. ‘ y la clase alta, la piedra, que también se empleó en la construcción de palacios, templos y fortalezas. En la actualidad, el bambú continua siendo el material más empleado por las gentes de pocos recursos económicos de los panes asiáticos y latinoamericanos, que disponen de esta planta; sienclola India el que mayor y mejor aprovechamiento lia hecho del bambú, particularmente como elemento estructural. ‘ hasta el punto de que muchas de las formas logradas en las viviendas primitivas con este material. tuvieron luego una gran influencia en la arquitectura de las grandes monumentos que hoy existen en ene pais. En el Japón, y aunque parezca extraño, el bambú solo se utiliza en la ixiuienda y jardines con ¡zrapósitos muy definidos y particular- mente como un elemento decorativo. Solo en las casas de Té el bambú es empleado tradicionalmente como elemento czstructurat a la vez que decorativo en la construcción de los techos. En los paises latinoamericanos, las sistemas de construcción en bambú no han evolucionado, y su empleo se hace por to general en forma empírica, basado en sistema tradicionales. en los que por la general no se hace un aprovechamiento apropiado del material. A pesar de que un gran porcentaje de la población habita casas construidas parcial a totalmente en bambú; hasta el presente no ha existido en ninguno de los países latinoamericanos, un interés por estudiar y mejorar muchas de los sistemas de calzstrucción existentes, que permita a las gentes de pocas recursos económicos obtener viviendas más confortables con un mejor aprovechamiento del bambú, como material de construcción. Esta falta de interés, como se anotó anteriormente, se debe a un rechazo subconciente que existe en e! común de las gentes hacia este material, al que se considera en nuestros paises como sinónimo de miseria, por el mat uso que de e‘! se hace, particularmente en los tugurios donde se emplean hasta desechos de bambú sin importancia técnica nl estética. En la presente sección se ilustran y describan resumidamente algunos de los sistemas y formas de construcción más empleados en Colombia, India y Japón. Por otra parte ae indican algunas de las nuevas aplicaciones que se le ha dado al bambú, tanto en la fabricación de diversos materiales de construcción, que actualmente se hacen en el Japón; como en la construcción de modernas estructuras geodésioas y laminados.
  3. 3. 3.! SISTEMAS DE CONSTRUCClON EN BAM BU EMPLEADOS EN COLOM BIA De los ¡Jaíses latinoamericanos, quP disponen de bambú. Columbia es el que mayor y ¡más Llivensn uso ¡‘iam- du este mnwrial; y por ollo solu se indicarán los sistemas Lrarliizinnulvs más «wmpleadsis en este pais. En (Julonihia Pl bambú es empleado en igual forma. Lanto en la construcción de viviendas» rurales romn urbanas, particularmente en las áreas «:1 poblaciones qun- se dimurrollzin ¡iróximns a las zonas donde se da silvestre. Su mejur aplicación y acabado, dependen por lo general del nivel económico y social de sus propietarios; ello puede nbsrrrvarse en los campos, en los grundoss poblados y ‘¿un en algunas de ¡iuestras grandes ciudades como en Manizales lu viudacl ¡irás bella de Columbia, muestra magnifica de nuestra urquiLcn-turu del bambú; dando aún subsisten ¿in su tiren central, y un muy llum) estado, viviendas de varios pisos. ¡son estructura de bambú, que fueron i-onstruidris hace aproxima- damente 50 años después de quo la vlurlad. originalmente ieunsLruidu también con est? material. fué arraszulu por un ¡iavoroso incendio. En la periferia do. esta ciudad pueden verse ncmialmnrntc viviendas construidas en igual forma, habitadas por gentes de ¡incas rectursns oecunúmicns, cuya preocupación mnyor es la buena presenlzncirïn de la fzurhada principal no importánrlulcs ni la esbétinzi ni la forma lírrniiïn como se utilice el bambú en el resto de la vivienda, que en muchos casos impre- sionu tanto por la manera arriesgada en su emplea estructural, como por el extraordinario descuido de la constriutznón. Es curioso. que ¡i pesar de que muchas de estas viviendas apurenmn gran meslubilidnd, han soportado. sin sufrir daños, los temblores de tierra que con alguna frecuencia su presentan en esta zona del pais. En una exposición que el riutnr hizo sobre 1m sisuamas de construcción en bambú empleados en (Tulumhiu, ante un grupo de arquitectos japoneses, en ‘Pekin, y posteriormente un Filipinas, muchos de los presentes quedaran sorprendidos de la forma tam arriesgada como algunas ventas se emplea estmczuralmrente el bambú en (Iolumhia y de la ilimitada confianza que se Liene nn c-ste material. ARQUITECTURA I7EI Vlnn panorámica de In ciudad do Mnnlzdas. Caldas, Colombia; cuna do nunua amul- tectura del bambú. La gen las que nomlruven sus vivienda un loq poblado» n un las zonas nlnlodas de lan clududun ¡a praocupm ¡bla no: dar una buena ¡pnrlnncia a la fxhndn urinclpd, no ¡nte-reún- dolas nl la asiática. nl In iotma cómo ¡o util! - ce v malaria en la imhadn postular. 1o que (med: varas muv ularamnnln en esta lo laguna.
  4. 4. ¡B0 BAMBU 3.1.1 CIMENTACION Por lo general, la vivienda se construye sobre una plataforma constituida por un piso de esterilla (le bambú o de tablas de madera, apoyada scibre entre-suelos de bambú. que a su vez descansan sobre vigas, que «en la mayoría de los casos son de madera aserrada, ya que permiten asegurar más fácilmente con puntilla los extremos inferiores de los pnrales de los muros o los extremos superiores de las columnas o puntales de bambú. En tenemos planos. la vivienda se ccmstruye ya sea directamente sobre el suelo o sobre la plata- lorma levantada de ésta unos 30 ó 40 cms. En el primer caso se emplea la viga aserrada o un tablón de madera que se coloca sobre un cimiento corrido de ladrillo. En el segundo caso las vigas de madera se colocan ya sea sobre piedras sueltas. sobre ¡tilnstras y algunas veces sobre un cimiento (torrido periférico y pilastras interiores. En terrenos inclinados la parte anterior de la plataforma, correspondiente a la fachada principal se apoya sobre uno de los cimientos utilizados para terrenos planos; pero la parte intermedia y posts» rior. de acuerdo con la inclinación del terreno, se apoyan directamente sobre pilaslras de ladrillo o sobre ¡auntales de bambú cada uno de los cuales descansa sobre pilastras de ladrillo o en muchos (76505 sobre una tiledra. Algunas veces las viviendas se construyen en terrenos tan inclinados, que es necesario (zonstrtlír una stibestructura de bambú para sostener la plata- forma, que en muchos (tasas alcanza alturas superiores u los 18 metros o sea el equivalente a 6 pisos. Algunas de estas subestructuras constituyen verdaderas obras de ingeniería y otras por el contrario inexplicablemente se sostienen. Como cosa curiosa. en muy ¡iocos casos la subcstmctura se utiliza ¡nara construir otras depen- dencias dc la vivienda, particularmente en la zona rural: y se prefiere construir dos u tres pisos por encima de la rxlalaformu. Lu ímogralln muenu don du la forman do clmanmclbn ml: común- menna empleada en ¡»nano lncllnndo: en la casa de la izquierda los vumdos tn muevan ¡obre pIlasn-nn; en la cosa de la derecha dnuzansun sobre piedras. Ohoéwen que la cun do! centro llano 4 pum, de loa cuales el superior, quo quads cas] n nlvel de ¡oculta oscdunda, covraspondo ala vlvlendo. lan Inter-tom portanccun n In sluhaltructun. que como pundu vano no prom nlnouna función marta de la estruc- mral.
  5. 5. 3.1.2 PISOS El material más camúnmenm llÍÍZfldO en pism es la unaclem; sin embargo, en algunas viviendas rurales se emplean pisos de esterilln ya colocada directamenn- sobre tierra o en ¡uisos elevadas, sobre en Lresuelos. En asu: último ¿vaso mm bién su emplean pisos de latas o dv bambúes CUYTIMOÍDS. 3.1.2.1 Pisos de Esterilla Los pnsos de csterillu se colocan dirmrmmenLe sobre tierra, u sobre entrzsslnelos un pisos elevados. Sobre tierra se emplea en vivienda», muy ecnnd núcas para evitar el polvo. Su colocación sv hace en la siguiente fnnna: Una vez qUÍ? se cestahleuce el nivel de piso terminado. se hace el rellena de tierm que sea necesario, por capas de [0 cms. , cada una de las cuales se apísona. En la última capa se (listribuye la arcilla y se niveln. Una vez que esté el piso nwelndo y sin compacta-lr, se coloca la estcrilla encima, después de lo cual se compacta el conjunto. En esta forma la osterilla queda adherida al suelo. Cuando la plataforma del piso queda separada del suelo n (ron-respondo a un segundo piso, la ARQUITECTURA 131 Las fotogramas musuran «Jlversou aspectos du la ¡arma anfltécnúca. úonardenada v rlullcu, como Ill colocan v apoyan lo: punlulan de bambú qua aosflamn la parte posterior de In vivienda, dando un ar pacto muy deuagrndnbío y deprimente, lo qua ha contrlhukin a amar la “fobtw qu: exista por lo; construcciones un bambú. P190 du ealellllncomúnmunm ullllznio ¡obre tierra a nobrw unn-ame» los da bambú.
  6. 6. ¡82 BAMBU esterilla se coloca sobre entresuelos de bambú con una separacion máxima entre centros de 30 cms, y se asegura a ellos por medio de puntillas o amarrándola con alambre galvanizado. que debe ser lo suficientemente apretado para que no sirva de tropiezo sobre el piso. 3.1.2.2 Pisos de Latas Los pisos de latas de bambú se emplean sólo cuando la plataforma del piso queda separada del suelo. Se utilizan por lo general latas de 3 a 6 com, de ancho que se clavan sobre entresuelos con una separación máxima de 30 cms. entre ejes. Las latas pueden colocarse unidas por sus bordes longitudinales o con una separación de medio centímetro, lo que es muy conveniente en climas muy cálidos para lograr una buena ventilación. Esta tipo de piso es también muy empleado en Filipinas no sólo en la vivienda. sino en la construcción de gallineros, ya que permite lnvarlos más fácilmente. Pino ¡armado por lam ¿alguin d! bambú qu! rnnm la vunfllmlbn ¡n In: vlvlmdu locnllud- an clima muy cálidos. 3.1.2.3 Estos pisos consisten en bambíies delgados completos, colocados sobre entresuelos separados 60 cms. o más, según el diámetro. a los cuales se amarra. Son muy apropiados para lugares de la vivienda donde se hacen trabajos muy pesados; sin embargo. tiene el inconveniente de que se acumula mucha tierra entre los bambües. Este tipo de piso también se emplea en el Japón, en algunas zonas de los corredores externos o barandas de las viviendas. En los detalles constructivos ae indica muy claramente el sistema de construcción de pisos y su relación con otros elementos estructurales. Pisos de Bambüea (hmpletos. 3.1.3 MUROS En Colombia se emplean dos sistemas para ln construcción de muros, utilizando bambú, que se denominan: muros de barro embutido y muros de bahareque. 3.1.3.1 Muros de Barro Embutido Los muros de barro embutido se construyen en la siguiente forma: sobre el piso de la plata- forma o sobre el cimiento, se coloca como solera un tablón o viga de madera. o un bambú; sobre el cual se aseguran los extremos interiores de una serie de parales de bambú de igual diámetro, separados entre si una distancia no mayor de 30 cms. Estos paroles se unen en su extremo superior con una viga de amarre de bambú o de madera. Para reforzar los muros y darle más estabilidad a le construcción. se colocan en los extremos bambúes diagonales, en la forma como se indica en los detalles de construcción. Una vez lista la armazón o estructura del muro se clavan horizontalmente a lado y lado de los perales. latas de bambú de 4 cms. de ancho, mniéndose el cuidado de colocarla parte externa de la lata contra los parales. La separación entre las latas es de B cms. . en tal forma que permita meter PLANTA Para! de bambú E Barro embutido Latas de bambú ALZADA PERFIL ¿— Tablón de madera o solera de bambú, DETALLE 3.1.3.1—A MURO DE BARRO EMBUTIDO
  7. 7. la mano. ‘Fcrminndn la (rolocaaión de las latas se procede n cmbutir el barro con las manos upretán- dolo al mismo tiempo y dejándolo a ras ¡‘le ln cara externa de las latas. Luego se deja secar durante 4 semanas antes de aplicar la ¡irlmera (tapa de pañew. Por lo general se aplican dos capas de pañele. La primera consiste en un mortero de barro mezclado ya seu con paja, bagazo de (zaña seco o pasto. La segunda consiste cn una mezcla de boñign y tierra amarilla quo se aplica húmeda una vez que se ha dejado curar la mezcla seca. un fomwaflas muestran respectivamente un muro de barro embud- do In arman d- secvnhnlo. v mm rhl mlrmo dospuéu de aplicada In prlmorn cam dc pugna, AHGUITECTUHA 183 3.1.3.2 Muros de Bahnrequc. La estructura de los muros de bahareque se construye en la misma forma indicada para los muros de burro embutido, solo que en lugar delas lanus se coloca a lado y lndo de los parales fajas horizontales de esterillu de guadua, también con la superficie externa hacia adentro. asegurándose de los ¡Natales por medio de puntillas colocadas verticalmente a una distancia máxima de B cms. y unidas de cabeza a cabeza con un alambre galvanizado. Otro sistema consiste en. clavar una lata delgada sobre el centro del paral en reemplazo del alambre galvanizado, en la forma como se indica en el detalle constructivo. Posteriormente el muro se pañeta en la misma forma que los muros de barro embutido. o si se desea un mejor acabado, se emplea un mortero de cemento y arena en proporción 1:5. En la primera capa, el pañete se lanza con fuerza en tal forma que penetre entre lu grietas de la esterilln. Una vez seca la primera capa. se aplica la capa final. No es muy recomendable el empleo de los muros de bahnreque por ser combustible. Por otra parte en su interior pueden formarse nidos de ratas y otros bichos, cuando no se reparan a tiempo las roturas que ae hagan en su parte inferior, causadas por golpes muy fuerta. PLANTA Para! de bambú Esïerilla de bambú Cima de bambú ALZADA PERFIL ze l? . , _ v . . . . . Í K523?? ? Alambre galvanizado Tablon de madera o solera de bambú. DETALLE 3.1.3.2-A MURO DE BAHAHEOUE G uarda esoo ba
  8. 8. Por lo ganará ¡m lo: murm du bahnroqun la esmvllla n fila a los pan- las ya ¡ea por madlo da cinta; delgadas de Inn d: bambú. como n lndlca en la lolngralla nupurlov, o po: nnodlo da dambro galvanizado que se asegura n la cabezas de las puntllln como ss ohssrva on la Iutogrulln Interior Alguna veces tumbldn ¡n «molan cimas de ¡caro o zunchns pu! ¡cantar la astarilla a los puden, como to muestra nn la fotografia superior. En la biografia lnlerlor ¡a muestra el muro du bahnwuu una voz pañotado. Las fisura que upancen en el online vn son sn los muros ds bahnequa o un clulorasos, par lo unan-nl Io damn d empleo de ullrllla vnrde que d mom ne contrae o a la colocnclbn muv cancelada de paulo: o soportes.
  9. 9. 3.1.4 TECHOS DE VARIAS AGUAS En (Jolnmbia se emplean en construcciones de bambú dos tipos de techos. El primero de ellos, y más comúnmente utilizado, es el techo de planos inclinados, que según el caso, puede estar formado por una, dos y cuatro aguas u vertientes. Los materiales que tradicionalmente se emplean para cubrirlos son: paja, hojas de palma y teja de barro, según la disponibilidad de materiales que exista en el sitio en que se haga la construcción; sin embargo, el de uso más generalizado es la teja de barro, no sólo por ser un material incombuslible. sino por considerarse que su peso du mayor estabilidad a la construcción, lo cual ns muy rzonable dudo que los muros de bahareque o de embutido son muy livianos. En su construcción por lo general se emplean sistemas similares a los empleados en Leches de madera, con algunas variaciones, debido a la imposibilidad de hacer en el bambú el tipo de uniones o rempulmes que se utilizan en la madera. En los techos de bambú, las uniones se amarmn cun alambre galvanizado, y donde es posible se utilizan ¡iuntlllus y aún grandes clavos lo cual puede ser muy peligroso ituandca se empluan bambúes verdes. por las razones que se explican en la sección de ccmacrucción. Muy comúnmente se ancostumbm reemplazar en los techos, piezas de bambú por iguales piezas de mfldPfli, para facilitar la operación del clavado y lograr una mejor unión. Por ejemplo: la viga del caballete se emplea de madera algunas veces para poder asegurar con puntilla el extremo superior de los cabios. El otro tipo de techo que es menos empleado pero más interesante desde el punto de viátu constructora, ns el lecho de forma cónica empleado en constructiones de planta circular. en el que sólo se utilizan como cubierta mamrizilres muy livianos como la hoja de palma, por lo cual su pendiente debe ser igual o mayor u 45 grados. F13!» tipo de construcción se verá delallndamente más adelante. Los diversos sistemas empleados mi la construcción de techos de varias aguas o vertientes se muestran muy claramente en los detalles que se indican a rtonlinuación: ARGUTTEETURA ¡B5 La fotografia muestra dlvcrnoa 0pm de inclina con cubierta du tala do barro, (¡mi comun- mnnie se construyan en bunbú,
  10. 10. ¡86 BAMBU 3.1.5 FORMAS DE CONSTRUCClON — DETALLES Para dm- una idea más clarn de las formas de construcción más empleadas en la vivienda. en Colombia; se indican u continuación las perspectivas isométricas 3.l-A; 3.1—B y 3.1—-C; en cada una de las cuales se muestra una forma diferente de construcción . Por otra parte se indican algunos detalles complementarios, como son: n. Detalle de la construcción del faldón o vertiente triangular del tejado: 351-01. b. Detalles de cerchas más comúnmente utilizadas, además de las indicadas en los detalles de conjunto: 3.1—D. 3.l-D1 y 31-02). c. Detalles de unión de elementos estructurales a nivel del piso. 3.1-E (BJ-El; 3.1-E2; 3.l. -E3; 3. 1-1434). DETALLE 3.1 — A En este detalle se muestra el sistema de construcción de una pequeña vivienda, construida en terreno plano con piso do cemento o de tierra. en la cual se emplean ¡zrarcdos de barro embutido. apoyadas sobre un cimiento o base de ladrillo corrido, que tiene como fin aislar la pared de la humedad del suelo. Los mui-os como puede observarse, llevan un diagonal en cada una de las esquinas, que impiden su deformación debido a los empujes laterales producidos por fuertes vientos. El techo, que se considera en este detalle, es de dos aguas; sin armadura o cercha, con cubierta de teja de barro y cielo raso. A falta de la cercha las correas se apoyan directamente sobre soportes verticales que descansan en su extremo inferior sobre vigas colocadas paralelamente a las correas, que se utilizan a la vez para amarrar o colgar las viguetas que sostienen el cielo raso y evitar que se Ilecien cuando la luz es grande. Las tejas de barro se apoyan en sus extremos. cn latas de bambú aseguradas con puntillas a cada uno de los «sabios, los cuales a su vez están fijos al caballete, a las correas. y en su pum-inferior descansan sobre una tabla de madera o de esterilla colocada sobre el extremo de las viguetas, uniéndolas horizontalmente. Esta tabla no sólo facilita la unión dc estos dos elementos sino que asegura el remate del cielo raso. Ver detalle 3.1—C1. La prolongación del alero sobre las culatas se hace proyectando las correas, y colocando sobre su extremo un cabio de borde que en la parte inferior está soportado por un can, colocado cn balanza en el extremo de la solera superior del muro que se proyecta; y presionado en su extremo exterior por el cabio y en el interior por ln prolongación de una de las vigas que soportan los apoyos de las correas como se indica en el detalle 3.1—A1 (Detalle de conjunto 2.1—A). Otro sistema para sostener el can se indica en el detalle 3.142, que se muestrnen el mismo dibujo. en el cual el extremo interno del can está soportado por la prolongación de una de las correas a ln cual se conecta por medio de un pequeño tnrugo de bambú.
  11. 11. ARQUITECTURA 187 DETALLE 3.1 — A VIVIENDA EN TERRENO PLANO — TECHO CON DOS AGUAS Y CIELO RASO. PLANTA DE L TECHO _ .43" . . . . - . 1:4 , I La Iukografía muoslm una vlvlwula en la quo 1.-: ¡ollun los dcinlle: 3.1 W AI y 3.1 A2 Correa _ Soporte de Ia comun -' ' ‘ '. ¡J f v _. — :3." _ - Vigas (In! soporte — 4 ¡f ‘ w En axe-Im: cuando ul ' soporte ne la c m 4;’ 3 su: apoya son vlqns del c! » ' vam VIgas del cielo raso Cabíos " ‘DETALLE 3.1 — A2 Andén Pañe te embutido _ Latas ' ». de bambú Piso de cemento, tierra c1 esterilla. | - — — DETALLE 3.I A1 PERSPECTIVA ISOMETFIICA
  12. 12. ¡SII BAMBU Forma como ¡a utllhm oI "cerraban" pnrn n- pmlnr los vnrill ones o soportes da In: mas. Las Iotugrnlins lnfmlcuues muestran la (arma como se sovorto v urrlmhu lo anulnnde ln (JIaInICNrIII on viviandas construidas en reus na Incimado. En ¡ningún caso elolmu hacerse cajas en las vmm como so nmaurn en la Io- mqrn! la de ¡n dorsal-n. DETALLE 3.’! — B usu- delulle L'UI'I‘I-_'Sp(I)'l(It’. n unn vmonciza edificada en Lserreno inctlinadu, uunstrucciínx muy LIpIUH en los ¡Jequeños puohlus localizados en las. cordilleras do (Iulumlnia. El piso interior ¡‘S da madvra u de esnerillzn de guadun, ¡Jura-draw vle haharnque, Lex-Inma de dos rxguas cun cubierta (lo (¿ja «Iv harrn. urmmln vnn (‘cuchara IZÜTLHS, sin (‘ini-lu ruso, En Lí-Hmnus generah-s, In cnsn está cunshutnIa en unn plataforma apuyatla «Iiruvtamtmtsv vn su frente yunncipal m1 un muru ¡lc- medra o en pilastras «Isa IudriIIu. ¡En su par! » ¿nusurriur +3 IHLFJHTIí-NIIB ha platfirünïlfl esLá scrsslnvnmiulen por cuglurnnur: dv bnmhlï que ¿Iosvansrm snbrs- pilastras de IIILIIIIIL: 3.-‘ en muchns Iiiiblis suhre gaiedms. (Vw crimenl. ucí('>n). Estas columna»: en las zonas (lv las maquinas de la vivinnda, como ran In parte inlernu-(Iia, llevan diagonales para evitar el mnvimiento Iatvral. La ¡Jrmazhlra del tevho runfiisla? de rvrchus ¡zurkas (jun ¡zendolóm [.05 extremos del LimnLo, se ¡apoyan sobre las ¡ynrnrlps externas. Las tejas de barra sr- vrvlocan upoyurlan lnngxtudinal y lateralmente entre bambúes delgados n tallos de caña lnnvn. qm- en mgunos lugares se denominan cintas o varxllonns. Las .4 spparnclonns de (Iiferonlp ancho que se emplean Pntre las cintas, según ln dimenslim de ln 1.433, se deturnunan con una tnedida hecha de una tabla. que algunos llaman "vnrtubón" Las manitas se apoyan y aseguran al Ca| )allet. e y a las correas. Los aleros se hacen pmyectnndcv las cintas y por lo general no pueden prolongarse ¡más de 80 centimetros.
  13. 13. I89 ARQUITECTURA DETALLE 3.1 -— B VIVIENDA EN TERRENO INCLINADO PLANTA DE L TECHO Aplicación ma! ueinlio 1,1 f a Caballcle Tela de bario Andó n Pilasrr ll de Iudïïilu Piso en madera —4 Iticssiia PE RSPECTIVA ISOMETRICA Puntal
  14. 14. 190 BAMBU DETALLE 3.1 -— C En este detalle se indica el sistema de construcción de una vivienda construida en terreno inclinado con piso de madera, y paredes de bahareque apoyadas sobre vigas de madera que descansan sobre pilastras de concreto ciclópeo o ladrillo. El lecho está [cruzado por -t aguas con cubierta de teja de barro colocada sobre eslerllla (le bambú a la cual se fija por medio de una capa de kim-o. La armadura principal del techo está formado por cerchas con pendolón y tomapuntas. El tirante, como las viguetas, se proyectan hacia afuera para formar el alero cuya consumación es similar n la indicada en el detalle 3.1.—A La unión, en el vértice formado por el Iiildón y las vertientes laterales. se hace por medio de uiiu pieza de bambú colocada diagonal- mente, que se denomina limatesa, sobre la cual se aseguran lateralmente los extremos superiores de los cnbíos cortos. de una vertiente y del fal- dón. Los extremos iiifiericirizs de los cabíos se apoyan y aseguran con puntillas sobre una tabla de madera, que descansa sobre los extremos salientes de los canes. la que además de unir éstos horizontalmente facilita el czlavado y el soporte de los cabíos. En el detalle que se indica en la parte inferior se muestra la forma más comunmente empleada en la construcción del [aldón y la manera como se colocan y aseguran los canes. DETALLE 3.1 —- C1 CONSTRUCCION DEL FALDON UNION DE LA LIMATESA Y EL CABALLETE PLANTA (labio Latas de bambú Tala de bairu Vigia de soporta de los canes Tabla de madera o esierilla Alambre galvanizado - -S0p0ne del mblo central dial Ialdón
  15. 15. 19! AROUITECTURA DETALLE 3.1-C V| VIENDA CON TECHO DE 4 AGUAS ¿m M a El PLANTA DEL TECHO Nota; Para lu constvuwión del Fatdón véase detalle 3.1-Cl, Vwlundn con techo d: cuatro Aguas Canes Andén Cintas de latas Teia de barro Esterilla Soporte de la correa Esterilla Pilastru de ladrillo u piedra Víga dr. - mndera aserrada u? x A. ..» 4|ai&_. ‘ Í ‘in. 4.510,5: m1., o , (é. .. b . /.'smh. m. L. . . u. W m ,5 . .. x IJIEXWIHEJW! H. Oficx‘ . &O9, . ás, o .3 x xxx _, _ . Ó%“‘ . . _ z o . _ _, _. “.55 b 4 x M‘. 'w“| .. A Á _ x . w Qu. ” x Caballnlu v 1.a Pendoión _ Tornapunlas Correas Cables Turanle Vigas del cieio raso Repnsa de ntadera o (le esterilla Emresuelos Piso de madura u de esterxlla Dlaqonales PERSPECTIVA ISOMETRICA a. . . ¡W a.
  16. 16. ¡S2 BAMBU DETALLE DE CERCHAS 3.'l—D. l-In la construcción de uvervhas ¡lo laambú se emplean los mismos ¡irmcipins y algunos de las Llíseños (establecidos para cerchas de Inadera; ya que debido a su forma tubular y hueca. alguna: veces no es posible construir con este material ciertos tipos de (rerchas que requieren empalmes eespuciïdes. lu que la ¡mayoría de las veces puede tahvinrste empleando ¿necesarios adícinnales como por eiemplo uniones hechas en acero; sin etnbargo, si se emplean miembros laminados: do. bambú sí es posible construir todos los (liseñus especificadas para madera. (Ver Estructuras Lamínadas). En los detalles 3.1-D] y 3.1-DZ se indican otros tipus de ccrchas que se emplean además de las ¡ndinrudus en los detalles 3.145 y 3.1-C. DETALLE 3.1-D‘! Cabnllem Correa Tabla de madura Vigia de amarra Paral u column. DETALLE lla-DZ Gurrea viga de nmarm '— Para! n (tolumrvit
  17. 17. DETALLE 3,1 — E1. Corresponde est. » detalle a la forma como se apoyan Subte la base c» sometimiento de vnncreno crnclopeo. piedra o ladrillo. los emiten-suelos del piso. y los parales de las punt-des de Ixahareque: o harru embutido. Como puede verse u todo lu larga ¡le! solareuimicrntu se ¡valora una repisa o Lahlón de madera que Liens- como objetiva nn sólo unir horizontalmente todos los miembros que sobre ella se apnyamsinr: servir de supone para ¡Joder clavar lu ¿esterrilla lateral quo sirve de base ul repelln. Enrremelo Repisa de madera —- Base n ¡timnunlo en tudrulun ALZADA DETALLE 3.1 — E2 Liste detalle uorruspnndr? a lu plataforma de un piso (alvvadt) sobre el suelo sostenido por (rcslumuuas. Suhrr- la» culumnas se cnlucn una vxgu . mnestra de lsamhú u madera, sobre la «un! se ¡npoyan los entmstrelos. El piso de nmdera se prolonga sobre el untrevsuelo hasta quedar a ras von lu viga y sobre él se- apoya el paral del murn 0 la columna, an nal forma que su eje coincida unn ul del rentresuulu. Su aphcrmión [Jun-de verse en los detalles «le «tunstrtncrión de vxviondax. PERFIL ALZADA / — Enlrestmln —s. .___ Vnga th: madera —x‘ Coiumna o puntal —« / Pam‘ o cmmnfla Tx _ Pao de madura o esnenlla — AHDUITECTURA 193 La iotografla munmn la forma corno se construye un balcón un canlllevur.
  18. 18. lS/ l BAMBU DETALLE 3.1 — E3 d Correspuxnfiv Fate detallo‘ :1 la inlerse«: (.‘. i¡. an un esquina de la Ruleta ——— ¡nlerior cle- un murn ch- buhnrc-quc n de hnrru mrlbutítll) unn la viga ï ¡naeslra de bambú o nmdvrzl. En él se indica una «lc- las scrluvuunos que ¡‘Vaiñ exlsLen para evitar el 8[)Ílíl"nl'Rml€‘lll. () un el bambú «tuando «zorresyyonxde a oste punln un entrenudu sin nudo hnal. En esta uasu se ¡ntruduce un cilindro de madnru como sc- indica vn la figura. Cilindm dr. - madura ¡Java culta: el aplaslamnerulo Falla nor uplulamienlu del extrano dal ¡ lmmbú, qun se Evlm colocando un cnlln‘ Al ZAÜA l‘ E RF Ï L dru de madera un al nxtmmo DETALLE 3.1 — E4 Este clvtullc- como el antorlur corresponde n la intersección en esquina, do unn viga mauptrn en madera unn ln sulem inferior lamlnñn de nmadnra, dv una pared dí‘ hulmrvquo o (ÏP lmrrn vmhunidu / — Salma c: vida du IHBÚEIZI — Vnqn dc ¡nadar .1 7 É Fhblndo en Im unvcanías m! Cartago, Cir lumbla. cnnnnuulo ¡ntalvnenlu en lunnlnú
  19. 19. ARQUITECTURA 195 3.1.6 CONSTHUCClONES DE TECHO CONICO CON PLANTA CIRCULAR lK| OSCOSl Una de las construcciones más típicas en bambú, que se encuentran comúnmente en algunos lugares rurales y poblados de los departamentos de Caldas y del Valle del Cauca, un Colomhin, son las construcciones de planta circular y techo de paja crónico, (conocidas con el nombre de Kioscos, que por lo general hoy se emplean como centro comunal o lugar de diversión de los habitantes dci] lugar, y muy raramente como vivienda familiar. A pesar de au origen primitivo, es el tipo de construcción más interesante que existe en Colombia, desde el punto de vista constructivo, ya que es en el único caso en el que realmente se aprovechan las cualidades físicas del bambú. Las primeras construcciones de tipo circular tenian un diámetro no mayor de 6 mts. , y eran utilizadas como vivienda. Etaban constituidas por un techo cónico cubiarto con hojas de palma, formado por sabios de bambú colocados ratiialmente, soportados en la cúspide por una columna de bambú de máximas dimensiones, que se denominó rey por el hecho de ser el elemento estructural más importante y por estar clavado en el centro del espacio que conformnbn la vivienda. Los cabios, en el borde del techo estaban asegurados directamente a columnas de bambú enterradas en el suelo, unidas entre si por esterillas de bambú que constituían el amarre y pared periféricas. Posteriormente cuando este tipo de construcción fue adoptada corno centro de reuniones, se construyó en diámetros mayores, suprimléndose la esterilla periférica con el fin de tener más luz, ventilación y más fácil acceso. En su reemplazo se colocó una viga periférica de ¡imarra sobre las columnas. Al tener mayor diámetro el kiosco, los cabios lendian a flectarse por lo que fue necesario colocar a cada uno de ellos un pie de rey o tomnpuntas que se apoyaron sobre una corona inferior que ahrazaba al rey, aproximadamente en su punto medio, actuando (m la misma forma que los soportes radiales inferiores de un paraguas. Luego, cuando la columna central sirvió de est-orbe, se suprímió su parte interior hasta una altura por encima de ln cabeza de una persona. Para avitm el empuje lateral del lecho sobre las columnas periféricas, causado por la supresión de la parte inferior del rey, se ideó un sistema muy interesante que consiste en colocar en la parte superior de esta: columnas. una serie de anillos paralelos, de tensionamlento , formador por latas de bambú continuas que las amarrar: periféricamente como se indica en los detalles constructivos. Estos anillos actúan en la misma forma que los anillos metálicos cie los toneles de madera o como los cables de acero de tenaionnmiento que hacen parte de ln cstructrn de la Plaza de Toros de Call, Colombia. Por lo general cl periodo de duración de estns construcciones en de 6 a lO años, debido a que no se emplea ningún tipo de preservativo; sin embargo. se tiene la costumbre de izortar el bambú en menguante, por la creencia muy generalizada de que si se corta el bambú en esta face dela luna, es luego menos propenso al ataque de los insectos. lo que no tiene fundamento alguno según los experimentos realizados en la India y —¿-ll-, -_f-. _ a Puerto Rico, que se indican en el Capítulo de Ctiltivo. l
  20. 20. Hi6 BAMBU Plnnnclrcular du un kiosco con anillo dav tunsión. Slntnrnn pau delermlnlv tu dimminibn d! los lldol dci nal Ígorlo del kiosco. 3.1.6.1 Diseño La planta de las (ronstrticciones circulares está formada por un poligono mgulnr. Para su diseño debe tenerse en cuenta que, la separación entre columnas no es recomendable que sea mayor de 3 mts. , cuando se emplean columnas. sencillas y de 3.50 mts" para columnas dobles. El diámetro de estas columnas varía de acuerdo a su separación y al diámetro del kiosco. Para diámetros mayores de 4 metros deben emplearse columnas de bambú correspondientes a la parte basal del tallo, con diámetros mayores de 12 cms. . y espesores mínimos de 1,6 cms. Uno de los sistemas gráficos más sencillos para diseñar un kiosco de determinado diámetro es el siguiente: lo. Pam czalcular el numero de lados del poligono y su dimensión exacta se procede en la siguiente íonna: Dihújeae un círculo a escala pequeña. con el diámetro indicado. ‘Fentativarnente determfnese con una regla n un compás el número de lados del poligono, teniendo en cuenta que cada lado no debe ser mayor de 3,50. Una vez que se ha detcrminatio aproximadamente el número de lados. aa divide el diámetro del círculo AB rn el número de lados obtenidos, por ejemplo: 7. Teniendo como base el diámetro, constrúyase un triángulo equilátero OAB. A partir del vértice 0 tnicese una línea que pase por la segunda división o sea por 2‘ hasta cortar el círculo en el punto C. La distancia AC o sea X corresponde a la longitud exacta del lado del poligono. Si la longitud del lado del polígono resulta mayor que la longitud máxima recomendada para el intercolumnio. (loba modificarse el diámetro disminuyéndiase. o aumentándose el número de lados del polígono. 2o. La longitud del ray, cabios, tomupuntas y columnas, se determinan gráficamente en la siguiente forma: A partir del polígono dibujado. se construye un corte del kiosco en el cual se indican los ejes de las columnas laterales. con una altura de 2.60 a 3 mts“ y la proyeccion del cono del techo con una pendiente igual o mayor de 45 grados, que es la más recomendada para techos de puja. El vértice del cono debe croincidir con el eje del rey. Posteriormente a partir del punto central de las lineas dibujadna a 45 grados. que corresponden a los cabios, sc traza el eje del tomapuntas hasta el del rey. con el cual debe formar un ángulo no mayor de 60 grados. El punto de unión del tornapuntas con el rey corresponde a la parte superior de ln corona sobre ln cual descansarún los extremos de los tornapuntas. que se fijan al rey y no a la corona. como puede verse en los detalles constructivos. El extremo inferior del rey debe prolongarse una longitud de 20 cuan, por debajo de la superficie inferior de los madero»: que forman la corona. Si nl extremo inferior del rev. unn vez localizados los puntos anteriores, queda a una distancia menor de 2.20 mts. del nivel del piso terminado. debe aumentarse la altum de las (zolumnas en la diferencia que se tenga, o de ser posible se eleva la corona, modificando triángulo de los Lnrnapuntas. Es muy importante en base al diseño realizado construir una pequeña maqueta con ln cual se pueden superar muchas dudas y se evita cometer errores en la construcción, particularmente cuando no se ha tenido experiencia en este tipo de construcción.
  21. 21. 3.1.6.2 Kioscos con Anillo de Tensión. Para facilitar el entendimiento del sistema de construcción que se emplea, se indican las diversas etapas de construcción en el dibujo de un kiosco fan-nado por un polígono de 12 lados. Ea muy importante tener en cuenta que los bnmbúes que van a ser utilizados (lc-ben ser curador. y tratados previamente. Los lmmbúes irorreapondientes a las columnas periféricas deben tratarse además con creosota, o cualquier otro preservativo similar, en la zona que va a permanecer por debajo de la línea de tierra. Etapa A. Una vez determinados sobre el terreno los niveles, el centro de la czircunferencia y los ejes radiales de las columnas, se enlierran éstas Imsta una profundidad previamente señalada de acuerdo a la capacidad portante del suelo. Etapa B. sobre las columnas se colocan las vigas periféricas, la solera y pequeños soportes sobre los cuales se clavan las latas que se van a emplear como anillo de tensionarnientu. AI mismo tiempo se coloca en el centro el tarugo que vn a ser utilizado como rey que debe ser un bambú de máximo diámetro y espesor de pared. Esta pieza debe corresponder a la parte basal o inferior de un tallo, y debe tener el máximo diámetro posible. Tanto el Larugo empleado como rey, como el resto de piezas que se utilicen, deben cortarse a una longitud mayor a la calculada gráficamente; posteriormente, una vez hecha la estructura, o en el transcurso de su construcción, se cortan las partes sobrantes. El roy, unn vez colocadas la corona superior y la inferior, se coloca sobre una plataforma asegurándose verticalmente de un andamio construido previamente con este fin. En el caso de que la longitud de la circunferencia del rey sea menor al total de los diámetros de los tomnpuntas y por consiguiente no haya espacio para colocarlos todos, debe adicionar-se una segunda corona en el rey siguiendo los mismos principios indicados anteriormente. Para evitar que durante el transcurso de la construcción se presente este problema. es muy importante conocer los diámetros de los bambúes que se van a utilizar. antes de iniciar el diseño. Las coronas están formadas por un marco de madera de buena resistencia, de 10 cms. de espesor aproximadamente. que se aseguran del rey por medio de pernos colocados como se indica en los detalles constructivos. En ningún caso deben emplearse clavos. Las coronas tienen como fin evitar que los tomapuntas y nabios se deslicen sobre el rey, por consiguiente las coronas inferiores deben colocarse en lo posible inmediatamente encima de los nudos del bambú y la superior por debajo del nudo. Etapa C. Colon-ados el rey y las vigas periféricas se procede a colocar los cabion teniendo en cuenta que el extremo más delgado debe fijarse por debajo de ln corona superior, para lo cual se haqe en cada uno de los extremos un corte de pico de flauta, asegurándose luego con puntillas sobre el rey y no sobre lu corona. Una vez colocado un cabio se fija al del lado opuesto. Si por alguna circunstancia no hay espacio muy suficiente para todos los cables, se pueden recortar un poco lateralmente. Después de fijados con puntillas, se amar-ran en conjunto con el rey. El extremo inferior sa coloca sobre el eje de una columna y se amarra de ésta y de la viga. AHOUWECTURA 197 DETALLE DE LA CORONA SUPERIOR ALZADA Corona Superior
  22. 22. ¡98 BAMBU DETALLE 3.1—A KlOSCO CON ANULLO DE TENSION Cabíos cortos 4" u a). , Turnapunlas o pie de ray Columnas P¡so terminado SECCION XX “f! ” M ‘/ “s y Cubierta (¡e paia u hoia de palma Latas que í arman el anillo de tensión .4“
  23. 23. AROLHTECTUHA 199 JÏL‘ iiiïiiÏï Etapas D y E. Unir vez fijados los cabios largos se colocan los tornapimtas superiores e inferiores. Estos se fijan al centro del par que sostiene en cada uno do sus extremos un cabía. Cuando me emplean dos coronas inferiores, los tomapuntas se colocan ctombinasdamente siguiendo el sentido de las manccillas del reloj, c5 decir, el tornnpuntns No. l sale de ln corona inferior, el No. 2 de la superior, el No. 3 de ln inferior y asi sucesivamente. Esto se hace para que la presión que hacen sobre el rey sea equilibrada en conjunLo, de lo contrario se puede producir posteriormente un giro o torsión en el rey con graves consecuencias, Etapas F. y G. Colocado. » los tornapuntas y soportes que evitan que los sabios largos s0 flecten, He colocan los cubios cortos como se indica en los detalles constructivos. Cuando la distancia mayor entre los cabros cortos es superior a 50 cmsg, es necesario colocar otros cabios E"'°‘°‘°W""°‘°'““°‘"°°' ""5"" de Corto‘; intermedios construcción da las coronas lnmrmudla a ‘ - Inferior y la posición da los tornapunlax. Etapas. H. y J. Una vez tc-rminuda la estructura del techo se colocan los anillos de tensión faltantes y que previamonie no se hallan colocado en un principio para facilitar el amarre de los irabios. Para la construcción del techo, se clavan sobre los (rubios latas separadas 20 ó 30 cms, según la hoja de palma que se vaya u utilizar para Lechur. Una vez colocada la cubierta de palma se recorta su borde. Terminado completamente el kiosco se quita el soporte inferior que sostiene el rey. 3.1-Al DETALLE DEL ANILLO DE TENSION cable II ‘ ALZADA PERFIL L. i , I ¿agu-auï; " ' L‘ . ¿{rosca -. . ü i; .5. A í Cabezal / Cinturón de latas de bambú PLANTA
  24. 24. 20D BAMBU 3.1.6.3 Kioscos con anillo de tensión en concreto El kiosco que se indica en castas fotografías fue construido en Cali. Colombia, en 197i. Tiene la caracteristica de que tanto las colilmnas como el anillo de tensión. (en este caso reemplazado por la viga de amarre), como el cabezal; fueron (tonsirui- dos en concreto reforzado con varillas de aceroi La estructura del hecho está formada sulamelite por sabios de balnbú amarrados al anillo de tension. también con varillas de acero; y asegurados en el extremo superior a un anillo metálico. Dada la rigidez de la estructura porlante. se suprimieron, el rey y los iomapuntas; lo que sólo es punsible hacer en kiosco-s construidos totalmente en loamhú cuan- do la pendiente del techo es igual o mainn’ u G0 grados. l‘)! ejemplo indicado. es muy inLe-rnsnnlc no sólo por ser la primera muestra dc la evolución e influencia de nuestra arquiieclizra del bambú; sino también porque construcciones similares pueden hnrserse empleando concreto reforzado con bambú. Vista «¡al alero v ua ln «rlruclum de concrulo del kiosco, ¡armada por las columnas, la viga dl! nun-nm: v una viga inlnr-nr equivalente al csbnzal da bambú que sólo presta unn lunczón decorativa Vista ¡vilerim del kiosco en ln ixunl ¡e observan: nos sabios del (echo, Fotografia cial kiosco (coronario en la cual ae oboervan. la cubierta la Iorma como se colocan las hoiau de palma que sirvan un cubierta do hnia da palma, las columnas du contrato v nl nntnmcho conmrul» y ln vlnn de amarra uobnz In cual w apoyan los minimo: lnlevlmer do con prefabricados de concreto, de lor sabios. | . ‘u “Ki l . ' _. f! N. ¡M ‘fue t" Ís/ x q a ‘ «wriv. íi; . ï%i‘-'-“Í‘Ï. ’-' Í í ¿Iruaïiïeo ‘hy. i ".411 . ‘l 1* . 933i? ‘ z 'v "
  25. 25. 3.1.6.4 En 1962 se construyó en el Club Campestre de Palmira, Colombia, un gigantesco kiosco, diseñado por el uubor, non un área a-uliierta de 320 metros ctmdrados, sin apoyo «senti-al, con capacidad para 400 personas, que sería utilizado temporalme-ntu, mientras sv terminaban las instalaciones principales. El kiosco es de forma truadradn y u la ver. poligonal, como puede apreciarse en los «Jibtijos expllcïxtivos. Los. lados del cuadrado son de 15 metros de longitud y la cltagcnal qui! corresponde al máximo rllámetro es de 21.20 nntsu. de lnngltud. Debido a su forma externa. no nm ¡vosible colocar los anillos de tensión de bambú que normalmente se (zolocu en kioscos ctirculnres, por lo tanto, fue necesario colocar un su lugar cables tumores de ueero, que además de unir diagonalmente las columnas colocadas en el polígono interno, podían soportar el ray una vez que éste Lencliera a descender debido a las presiones causadas por el viento sobre la cubierta, o por lu pérdida de resistencia que sc- presenta cun los años en el bambú. cuando éste no es (lebídemente tratado. Dos días antes de la inauguración del kiosco hubo un vendaval tun fuerte que tumbó varios muros de ladrillo de otras construcciones que se estaban haciendo en el Club. La presión del viento sobre un lado del techo del kiosco fue tan tremenda que desplazó horizontalmente el extremo inferior del rey, aproximadamente un metro, pero no lo tumbó. Por medio de palancas de bambú se obligó al rey a volver a su posición original. después de lo cual se revisaron todas las uniones encontrándose que nn habían sufrido daño alguno. Ese día, por qué no decirlo, se inició la veneración que huy siente el autor por este maravilloso material. ' En la actualidad el kiosco lleva de construido 11 años; su estado general es satisfactorio, aunque ya comienza a mostrar algún deterioro en algunos bambúes, lu que hará necesaria su reconstrucción completa en poco tiempo, pues no es posible su reparación parcial, Ea importante anotar que los bambúes empleadas en la cnnstrucctión. sólo fueron tratados por aplicación externa de láioscns con tensores preservativos u excepción de las columnas u las cuales su les aplicó alquitrán en lá zona inferlor de la línea de tierra. ARQUITECTURA 20! La fatograi la muhlrn c1 kiosco conllrulda en el Club Campestre do Palmlrn, nn e! cual w emplearon ¡enseres de ncnro.
  26. 26. -s_ .2na. — .1 707 BAMBU ¡‘wrioilicuiiiunii- sv lo lia aplicarla» pm‘ nspersiibii iiii tIYFSPTVHLÍVO, muito zi los liamhuei; como a in liojii ilv palma (lo! techo). Fl Slklilflïlfl ile i'oiislriix‘i'ii’iii «lv fish: kiwi-mu. PS similni’ al di" ¡ns kios- rna- FHFIJlAEFPS. Los vubive: lwnsiirius lle uirvru rlvlivn i‘ulrii". irao'- vn la ïurmzi «tomo se iiidirei en los iIuliillc-rs minslriiitlivus, empll-unrlo una ¡alcalina de nr_'i‘ri. i vntrr el tïlllllf‘ y las (‘tilUlllllHiÉ de hzimliu para é‘'lli'rll' qur» los cables LTUCEHI las rsoluriinzis. Vtsm trimrlnr rlirl kiosco dal Chih Campnsire Iii! Palmira, En ivl cud se muestra la ustruc- tur. ) de 50m1: h: Inmnin de Íïlcublfiïln. (arme mi pm ul rev. iornapunins v ¡mismas de ace- r0 an ¡(vrnpleundel nmilotlc- Ianiiún, 3.1-AZ DETALLE DEL TENSOR Al. ZADA Cnbiu — X ‘ Colimivun x Platina metálrw Cïab| e de acwn Platina metálica I y Columnas Viqu — . ' ‘Tfifái; A -. PLANTA
  27. 27. ,_. ',L DETALLE 31-8 KIOSCO CON TENSORFS AHÜUITECTUHA 203 Cíliíii: LU los Comun uuu-u un 1 (Ïiiiiiihi mln inl ' sEcCllJN ¿Z " ‘Jubii. - ill‘. una“ Cubici i. i dr: ¡isla o du hoja (le: ¡ialma DN ‘a C nliliiiiitin‘. i ‘m ; Í wnnm flïklillNÍU Conwucción del alero del ¡(noxe / .__ Cable du esta o ' já ‘V’ I P Nivel del pia. iwirnmucio v u. ‘P’. i
  28. 28. g 1.o. ..- a ZÍM ÍlíÁPIlllU 3.1-BI r DETALLE DEL REV V CORONAS Vlum inlmior de ln cumnn RIDPHU? ¡in! mv qui! slrvn .19 suncrh‘ vl Im cabina Viuia wumrlnr du! ney v Gormaz mmrmndla n lulcrlnv Hoia (le pialmvi r7 pasa ——— - Cono rlt. ‘ una: ——' (Im mia ullflílfltïr! —— "’ Liilü’? rlre bambú ———” “ (labios r-"T Tuiuapuntas (intima llllélliïieíliii‘ '»_ ‘ Pernns —. , Fluv —-. ._ Turimpuntas — 1/ Oï-ÍOIIJ inlei vor — ALZADA Tui ¡iiipuiiiïis —— h, _ Pen-no »— _. ___". «' 2-- (J ¡IUIÏHT PLANTA i u t l L '__________/
  29. 29. AROUITECTU FIA 205 3.2 EL BAMBU EN LA ARQUITECTURA HINDU India es uno de los países asiáticos que posee mayor cantidad de ' especies de bambú. Según Raizada y (Zhatzcrji (5), existen en dicho país alrededor de 136 especies, que tie desarrollan desde el pie de los Himnlayas hasta los 3.657 metros (12.000 pies) de altura. sus especies comprenden desde ¡requerían arbustos como son las del género Arundinaria, hasta las más grandes como el Dendroculamua giganteus, que normalmente alcanza una sutura de 36 meLros (120 pies) y un máximo diámetro promedio de 20 cms” dimensiones sólo comparables n las de las mejores especies de la Bambusa guadua (Guaduu angustifolía Kunth) nativa de Colombia y Ecuador. Es muy posible que en otra época existieran enla India variedades más grandes que el Dendrocalamus giganteua, lo que se comprueba en las descripciones hechas por Marco Polo en sus viajes por el Oriente, quien dice haber visto en la India bambúes de 46 cms" (1,5 pies) de diámetro que eran utilizados como tintes. Esto como se anotó anteriormente, es confirmado por Acosta en su “Tratado de las Drogas y Medicinas de las indias Orientales” (1578). quien al hablar del bambú dice: “Algunas de éstas (cañas) especialmente en Malabar, se encuentran tan grandes que la gema las uliliza como botes. no ahriéndalas sino oortciridolas lougitudlnulrncvite dejando sus ruidos naturales en los extremos, luego una parejo de negros deiimcdou se sube cada una en el extremo del mambú (corrio vllus lo llaman), provistos de carialete en azda mano . . y sobre una cuña de esta clase tu gente pasa los rios sentada y wn las piernas amiga/ ido". 3.2.1 ESPECIES DE LA INDIA DE MAYOR USO EN CONSTRUCCION. Según McClure (46). los bambúes de mayor utilidad y de más diversa aplicación en la construcción, que se emplean en ul Hemisferio Oriental. corresponden a los géneros Arundmaria, Bambusa, Cephalos- lachzvum, Dendromlamus, Giganlochloa, Melocarina, Phyüusiachys y Schizoslachyitm, de los «rivales se aiiotan (l continuación las especies uan su nombre vemáculo y aplicación iriás común en la lridiu. Arundinaria callosa (Llskong, llamar, Spa). Arundinarfa spathíflora: Usos: (fonsnrucción Usos: Atadura de techos de paja. de casas. Arundínarta elegans: (Jillij, Usos: Paredes de Aruridiriaria wightlana: Usos: Esteras, las cabañas nativas. Bambusa arundinacea: Usos: Generales. Arundinaria fair-ata. india; lRuvi). tiros: Bambuiia halcooa: Usos: Generales. Cubierta de los techos de las casus. Bambusa blumearia: Usos: Generales. Arundinarla gríffilhiana: (Ki-map). Usos: Barnbusa khasinna: Usos: Generales. Ataduras de techos de paja de las casas nativas. Bambusa nutans: Usos: Generales. Amndínarib intermedia: Lis-os: Esteras para Bambusa polymorpha: Usos: Generales, cubrir paredes y tabiques. “considerada como uno de los mejores bambúes, Arundínaria Khasíana: (Nan-Jong, U-Kadac para paredes. ¡W805 Y tech"! (39185 C8583" (‘VIII-tl- Namlting ). Usos: Paredes tejidas y ¡»matias de las Bambusa tulda: Usos: Generales. ‘Pechos. casas nativas. andamios, enteras, eur. Arundinaria marina’; Usos; Atadura para Cephalosrachym pergracilc: Usos: Generales. amarrar las estructuras de las casas nativas- Dendrocalamus brnndfiiü: Usos: Geuarales. Arundinari}: prainnitstlsos: "Latas" u liátnnes Dendrocalamue giganteus: Usos: Generales. para las paredes de las «rasns nativas. Dendrocclanïua hamilronli’. Usos: Generales, Arumlinaria recamara: Usos: Construvción de no muy estimado. lechos y este-ras para casas nativas. Dendrocalamus hara/ earn‘. Usos: Generales.
  30. 30. .; ..: —_—. .—. .;: :1 2DG BAMBU Dendrocalamus longispathus: Usos: Generales. Giganlochloa svwcroslachya: Usos: Generales. Según Watt, no es muy estimado como material de Melocanna baccifera: Usos Generales «instrucción, pero es empleado cuando no su ¡Jue- Oxytananthera nfgraciliaia; Usos: Generales. den trbtener especies mejores. - Pseudostachyum polymorphum: Usos: finitas“ o listones estaras, tiras para ¡mudar las qstructuras de cabañas. Teinaslachyum dullooa: Usns: "Latas" o listones. estaras. Dencrocalamus strictur. Usos Generales. Thyraslachys uüverir: Usos: Generales. Dendrolmmmus membranaceus: Usos: Gena- rales en construcción. Dendracalamua Síkhimensis: Usos: (Mantillas. 3.2.2 INFLUENCIA DEL BAMBU EN LA ARQUITECTURA HlNDU Desde tiempos inmemorinlesJndin hn sido el pais que mejor y más variado uso ha hecho de sus especies de bambú en la construcción, y es quizás el único que ha sabido aprovechar en mejor forma la elasticidad de este material para lograr en sus viviendas y en otros tipos de construcciones, formas que luego tuvieron gran influencia en la arquitectura de muchos de los grandes monumentos y edificios que hoy existen en la India y aún en Arabia. Para poder determinar cuál ha sido la influencia del bambú en la arquitectura Hindú. es necesario retroceder a sus comienzos, ya que el origen del arte de un pueblo sólo se encuentra en su cultura primitiva, que es ln fuente de la cua] las formas avanzadas se derivan. En ln India, la cultura veda provee el material pam cl estudio de los esfuerzos iniciales del hombre en la construcción de los primeros edificios, que se hicieron en respuesta a sus necesidades, antes de qua la idea de efecto arquitectónico fuese concebida. Esta cultura que produjo el tipo elemental de vivienda en los bosques, aparece hacia el final del segundo milenio antes de Cristo, como resultado de la gran migración [ndmAria que vino del noreste y que con el curso del tiempo constituyó la Edad Védica. Los hindúes se establecieron en las ciudades, pero los Vedas, que eran nómadas. se dedicaron al pastoreo y a la agricultura estableciéndose en los bosques y en el campo, donde construyeron sus viviendas rudimentarias de bambú. techadas con hojas. Según Brown fueron estas viviendas las que constituyeron el principio de la arquitectura Hindú y no las construidas en las ciudades. 3.2.2.1 Origen del Totana. Una vez establecidos los Vedas en los (rampas tuvieron que protegerse de los animales. salvajes y de los saqueadores, rodeando aus pequeños poblados con Lmn cerca de bambú en forma de barandn, constituida por postea u perales verticales ("thabha") que soportaban tres solera»: horizontales ("sushi") o agujas que ntravesaban las verticales. Con el tiempo esta crerca se convirtió vn emblema de protección y fue usada no sólo para encerrar las aldeas sino como una valla alrededor de los campos o para proteger cualquier lugar especial o de naturaleza sagrada. En la cerca se hicieron entradas especiales que se formaron proyectando hacia lu parte externa una sección de la cerca de bambú a manera de barbncana, al frente de la cual se colocó como puerta principal, un pórtico de bambú parecido a un rnstrillc) primitivo
  31. 31. AH DUITECTURA ‘¡U7 v. m! ” . ïsfifigsl 3 s. v . ¡¡4 u. - Entmda o "ganuran" deux/ ada du la ¡arma Dllflllliva. vmnsuuida ontginnlmenie «su bambú. Su púrucu Ius el mugen du! "Ïovnne" cuya fnmgrnlla so anrecia a la rlnracnn, dul cual su derivaron ¡mnuvlor- ¡name el "Tari¡“ v al "Pcu-lu". uímlmlos dal Japón v Cluna ¡espec! iv amen m; a Lravés del ¡tual el ganado entraba y salía; por esta se llamó a esta entrada “ ‘mpuran” que signifira entrada de las vacas, y que aún sobrevive: en la entrada «le muchos Lemplos del sur de la India. Peru lo más impnrtunle es quv dc-I diseño du! pórtico dv? bambú se derivó la arcade: característica de los Uudíslas conocida como “Totana”, estructura que fue llevada con ¡resta religión al lejano Oriente, donde dieron origen al "’I‘urii" del Japón y el "Piu-Lu" de China. 3. 2. 2.2 [2 Vivienda Primitiva. Vivienda primitiva de nnmbü, no planta ‘ _ y ulycular v lecho au Inrmndo cúpula. Las vwlendas dentro de la aldea crervada, eran de vunas lurmas. En un prmcipw predummaron las dc planta circular quizás pnrqtm lu (cndencm natural primitiva del humbru en: hacia las formas redondas como se observa en sus vasijas, canastas y aún en las sillas que parecían czanastas redondas invertidas. En la ciudad de Rajgrihu en Biar; que probablemente (¡creció alrededor del uña B00 A. C., los urimlentos indican que las consnruvciones eran u-nmuxlmenLe de forma crircular, Aún en la actualidad las cronslruuvicynes (leslinadas u depósitos m1 muchos lugares de la India son estructuras de hambú en forma circular. En las aldeas Vcadas las vlviendas tuníun muros circulares de bambú amarrados con juncos y lechos en ¡’urmn de cúpuligarulmierLos con hojas de paja. lina ilustración muy interesante de 031.0 puede verse labrada en la roca ¡en el interior de la Celda Sudana, donde Lndos los detalles de la (ronsttucción en hamhú aparecen cssculpidus.
  32. 32. 208 BAMBU Los dlbulot muntran la forma como Ivolucioflb In vlvlnndn do bambú en la lndlu o ¡unir dc la forma clmulnr prlrnl tlva. 3.2.2.3 Aprovechamiento de la Elasticidad del Bambú en la Cons- trucción de Techos y Arcos de Puertas y Ventanas. Poslerinmmnte, cun la revolución de la vivienda Veda, la planta circular se alargó en forma de óvalo y el techo tomó forma de bóveda de cañón. armado en bambú y cubierto con pain. Para mantener esta forma de bóveda los extremos del arco de bambú se amarrabnn y tensaban con una cruel-da de igual manera que se hace con un arco de lanzar flechas. Con el tiempo el arco se tensionó con mayor fuerza hasta que el bambú dejó de formar un arco rebajado tomando una forma parecida a la de una herradura, que se denominó "chaityaW o "mntana de sol” que vino a ser característica de la subsecuente arquitectura budista tiende se le conoció como "arco de la hoja de lobo" simbolo dal sol naciente sobre el mar o las orillas rlel Ganges. Mucho después. en el Siglu XVI los Bengalíes lnlrodujcron nuevas formas du techos cui-vos de bambú que tuvieron mucha influencia en los estilos Muhammadan e Hindú. Ellos fueron. El tipo "Chauchala" que tiene 4 lados o aguas y doble curvatura" y el tipo “dochala" que tiene 2 aguas y caballete curro. En ambos tipus. la forma del techo se logra doblando o arqueandu el bambú. EVOLUClON DEL ARCO "CHAITYA" ORIGINADO EN PRIMITIVOS ARCOS DE BAMBU. LOMAS FllSHl Año 350 A. C. BHAJA Año 150 AL. “li zfiï-YW. jl. -‘ A‘ m
  33. 33. ARQUITECTURA 203 Según Brown (-17), estos nuevos estllos de Leche fueron resultantes Tumba da Fath Khan un Gaur, Hannah. de la extrema humedad de Bengala, donde se encontró que la forma l-Bïïifrfll d" w 605W"! l! WM d“ curva de la superficie del techo era más práctica para sacar rápidamente ""°"'°'°" ° “d” "9 °‘“"‘""' "“""°' q“ ’ _ _ . _ _ aún n construya on bunbú un ln foam: como eltexggscïlde‘ agua que cayera some el techo, parmulnrmenle ¿lunmte la w ¡"dm en ¡’mmm de u “una es acxon umosa. 3.2.2.4 Origen de las Cíuptllas de los Templos Hlndúes. A pesar de que lu cúpula parece ser ctaracmrística distintiva de la arquitectura Sarracetna, no existe una sola (rúpula en las cunslruccriones de Muhammadan en la India. que no tenga origen nativo o derivado de los primitivos prototipos budistas hechas en bambú. Havell ( 48), dice que los principales estilos de czdificios hindúes pueden dividirse en bres períodos principales de acuerdo a la consLrucclón del lecho que es el fantur determínnle en lu evolución de la arquitectura hindú. El primer período es aquel en que los techos se construyen con estructura de bambú. En el segundo período la construcción en bambú se reproduce más permanentemente en madera, y en el tercer (naríodo lu confia-acción de madera se adapta al lacirillo o n la piedra. En los tres Fama comanwmhowflvedo d", periodos el ladrillo y la piedra fueron empleados hasta cierto punto en "unuucnaar o tacha de 4 Iguascun dom- la suhestructura de los edificios. Vale la pena anotar que esta misma °"'V"""v "°"""““° °"9""""‘°"‘5 9" clasificación sirve para indicar a groso modo los tipos de edificaciones hmm‘ que pertenecen a los 3 diferentes estratos sociales. El primero, representa las viviendas humildes de las labradores y de la clase baja. La segunda, las viviendas de la clase media y ln tercera el ¡mlacio del rajá, da los nobles, edificios del estado, templos y mezquitas. Son descendientes del primer período u de prototipos do bambú: lo. Los techos en bóveda de los edificios de Asoknn. como se describe en los relieves de Bharut y Sanchi; n51’ como también. ¡a forma de herradura o de hoja de loto de sus ventanas. 2o. El antiguo estilo magadhan que pertenece a Bengala, unn zona del país, en el cual el bambú determina el carácter de las vívusndas en muchas de las aldeas y de la arquitectura del templo.
  34. 34. 7ll] BAMBU Vium anterior del Tai Mahal uno do los mnnumunlus más hermosas un la lndln. LI ¡orina de su cúpulas! dcsccndlanm dlvncm dci las primitivas cúpulas construida nrlulnd- msnm on bambú en la templo: budlltas lndúes. Un dmño de ¡u connmicclbn origi- nal se ¡nuestra en Iaonrte inferior. Casqueis: o Kulasha : l Cusxlllus Durmiente —/ CUPULA PRIMITlVA DE BAMBU 3o. El ¡noderno estilo de templo bengali. que es descendiente en linea directa del antiguo estilo magadhan. 4o. La cúpula Dravidiana de li nervios tal como se ve esculpida en Mamallapuran y Kalugumalai: son todas reproducciones (le cúpulas de este tipo construidas con ¡nervios dc- bambú. 5o. El simbolismo de los antiguos cánones de los artesanos hindúes, los silpasastras. relacionados con la ornamentación de la cúpula es directamente derivada de los principios de construcción del bambú. El omameuto clio expresión simbólica a las partes más vitales de ella. En una cúpula primitiva hecha con bambú existen 4 partes esenciales que aseguran ln estabilidad del conjunto como son: n) El para] o eje que debe asegurarse firmemente ya sea del piso o sobre una base establo. b) Las costillas o nervios de bambú. c) Los durmientes sohrr los cuales las costillas de bambú se aseguran al para] en el arranque de la cúpula. d) El casquete que los asegura firmemente en ln corona de la cúpula. e] Los pétalos de lolo quo invariablemente dccoran el arranquede las cúpulas hindúes, se colocan en el lugar donde los durminntes se unen a las costillas formando horizontalmente el "chakra". la rueda de las leyes budistas y el símbolo del universo para los hindúes. El cusquete de la corona de la cúpula semeja el eje de la rueda y denota la parte central del universo y la causa de todo lo existente. La vasija invertida o "kalnaha" que corresponde al remate superior de la cúpula tiene la forma de la yema del loto. colocada sobre el “Maha-Padma" o del "amalaka"‘ que es el símbolo del elemento creativo y de la vida misma. Se ve muy claramente en ln ilustración que los elementos constitutivos de la cúpula del Taj Maliall siguen exactamente en forma y simbolismo los cánones de los. primitivos templos budistas hindúes de bambú. Según Havell, (48) la arquitectura árabe como la mayor parte de su cultura fue derivada. La cúpula de ln gran mezquita de Damasco construida en el Siglo Vlll D. C.. no fue ciertamente un invento de los contructores sarracenos. Las pequeñas cúpulas de Manta mueatran el mismo principio constructivo a pesar de que son representaciones hechas por el escultor, de esctructums de cúpulas hechas de bambú, que fueron construidas en crantidades por loa artesanos de templos budistas, no síilu en la India sino en lugares del Asia a donde llegaba la religión budista. Se puede asegurar que las cúpulas de Manta no son creaciones resultantes de la imaginación del escultor. en la misma forma que los motivos decorativos del Renacimiento Italiano, son una exacta representación de los edificios conlemporáneoam. En cuanto a la forma como se construyeron estas gigantescas cúpulas huecns en su interior, es muy posible que el método seguido hubiera sido utilizando una cimbra de bambú ya que este flexible material se empleó originalmente para producir la forma característica de ln curva de la cúpula y para formar el arco de la hoja de loto de las ventanas de los antiguos edificios.
  35. 35. ARQUITECTURA 71 l ORIGEN DE LA COLUMNA KAHLI ORIGEN DE LA BOVEDA NERVADA I i“ / “"‘i‘*’¡‘ií .1’ . '72}. ._ ÉQLC‘ CONSTRUCCION EN BAMBU DEL "SIKHARA" PRIMITIVO ESTRUCTURA RECUBIEHTA ESTRUCTURA TERMINADA
  36. 36. 212 BAMBU 3.3 EL BAMBU EN LA ARQUlTECTURA JAPONESA Japón es quizás el único país en donde el bambú es tnlllizado en forma lau diversa, que podria decirse que no existe una actividad enla cual este ¡material no tenga al menos una aplicación. Por ello existe la creencia entre los occidentales de que en la vivienda japonesa desde los cimientos lancia los lechos son de bambú, como sucede en algunas tipos de vivienda que se construyen en otros países asiáticos y aún latino- americanos. La realidad es qnc en el Japón, la estructura completa de la casa, como ln mayor parte de los pisos y cielos rasos se construyen íntegramente en madera. utilizándose el bambú. sólo con propósitos muy definidos o como un elemento decoraüvo. ya sea dentro de la vivienda o en los jardines que son considerados como una extensión de la misma. Por oLra parte, en los ísltunos años, con ayuda de la moderna tecnología se están produciendo en el Japón nuevos y maravillosos materiales de construcción obtenidos por transformación del bambú tales como: baldosas para pisos, chapas y paneles contrachapeados y otros que llamen gran aplicación en edificios de oficinas y de aparta- mentos, cn cnchapes dc muros y tabiques diviscfios, cielos vasos y en la fabricación (le muebles. Una información muy resumida se incluye a continuación sobre el uso del lnmbü tank) en la vivienda como en lc fabricación de materiales de construcción. 3.3.1 ESPECIES DE BAMBU DE MAYOR USO EN CONSTRUCCION A pesar dc que en el Japón exista un gran número de especies de bambú no10 unas pocas se utilizan en construcción. entre las cuales las de mayor uso son las siguientes: 1. La Phyllastachys mitís, conocida con el nombre vernáculo de "¡nose - chikú"; se emplea principalmente en elementos estruc- nurales. 2. La [Jhylloslachys banzbusoídes, "ma - dake”. 3. La Phyllostachya puberula, “ha - chiku". 4 La Artmdinaria simonu‘. "me - dake”. Estas especies se venden en losvmercados en atados que tienen por lo genemJ una circunferencia constante de 1,8 “shaku" (54,5 cms. ) y una longitud variable, entre 3 y 6 "shcku" (0.91 a 1.82 metros) (Un shaku = 303 mm. ). 3.3.2 EMPLEO DEL BAMBU EN LA VIVIENDA. Por muchos aspectos vamo son: su simplicidad, el refinamiento de su forma y de sus proporciones. como por su funcionalidad; la vivienda japonesa es considerada como cl producto más perfecto de la arquitec- tura doméstica, y la unica vivienda concebida con unidad espacial. Los paneles corredizos que a manera de membranas encierran o aislan los diversos ambientada la vivienda, pueden removerse convirtiéndola en un solo espacio. Solo unos pocos tabiques no son móviles y en tal caso son hechos de arcilla reforzada con bambú. que por lo general se emplean como elementos de fondo u con una función limitante. La totalidad de la estructura, como también los pisos y cielos rasca son conatruírlos en madera. Los pisos de la zona interna de la casa se cubren con gruesas estaran hechas de paja de arroz prensado. denomi-
  37. 37. AHDUITECTURA 213 lmdats “tulami" qua Lic-nun uuu dunmnsnunn dt. - ILBI x ¡,82 ¡metros y :3 cms. ¡"Zulu (ÍHÏICFHSÍÓII ns standard y su u-¡ïnrxloa cornu unidad (ie superficie. En lyase u esta ¡Iiedxda una hankntauiuix ¡num-du lvuer (i. 8, 10, 12 Ó 12% tutamls. En el thszama y 1.'I'_1nslr¡uLriuI1 se umpleu camu ¡medida básica el “ken" que equwule a 1,82 muLms, (mgunalmente n! kL-n um ¡a sepa- ración que su dujalan entre pilarns, pum u ¡»unir del sigla XV se convirtió un una ¡Inc-Aída dz. - usn general. (ÏÚIÏIO so ‘¿nom uuljn’): armenia ci humhu me unwluu en lu cons- LTUUCIIJI! du lu vwiemlu sulu con pruqn<3alus muy ch-ünnrlns y cromo un (¿lamenta clrúuLuraLlvu. {Jon ¡lnnpóñiluzs nielïnidns, su vmpl-sza u las wsm un ¡manda-s y bajanles de aguas lluvias‘. rumn Hupnrln- ¡uuu-run v ¿‘Xlvrlllb de lue. Lravhns de paja a h) largo dn-l cahallvlv; u-umn n-jn dv ‘JUHI-ixlïas‘ un (live-mias formas‘. como (Emu, en un ¡w-quoñn seuun’ ah- lu hnrunaiu ¿expuesto gvm-rnlnmnte n las lluvias; y algunas veu-u para r-uhrlr uuu ¡marte de la ÏEIPÍKKÍII. En la (mara ¡"cn-mu nzumfl nu w ¡xlllim a l:1 visnu es vnmu refuerzo ínnernn ¡Jr las [Jïilïfflkfls de ¿in-villa rpm m rznnsLruyen dentro du un marco furmndo gvnvrahnenu- por vnlulïlnua, “gus y ¿oh-ras (lv la estructura de ulzxdura. Algunas rh- rastas z¡¡>hcu<: un1on sv ¡nuvsuan en las fotografías y «lihujns (¡un w ¡nchvulu u vr>nlnnuuvlrun. La Iucagratia rnuusm: ¡‘JI-¿Brbús aspectu» un ¡a ¡our-u como m bambu Las inmoral! » muestran ¡as formas mfiacoflïuaancmwula cami, se se unlizn en la vMunds mn nronbsims muy tlehnlllua, ucum» en ""6 al hdmi! PD’ "Wim d‘! H" GÍHTWMO d‘! ¡“adwa- camlas y hajanms de aguas Hamas, en mias ¡Ju venumau, un;
  38. 38. 2M BAMBU Una de las Formas como el bambú se unllzn un la vuvuendn, un v! Jamón. un como posta dal "toknnomn". en el cua! sólo presto unn Función dacurnlwu y no enrucluml. ¡’nos de bmwes completen. se rrnplean «n lu wanda n zonas más expuestas u las lluvia.
  39. 39. ARQUITECTURA 215 UTIIJZACION DEL BAMBU EN LA CONSTRUCCION DE TECHOS Latas du bambú —»_ Cubierta ds- pam . _ Tabla de ¡madura 1‘ VISTA INFERIOR DEL TECHO Nu l Tahla de madera —« _ Tmlns 414-. imnbú TECHO CON CUBIERTA DE PAJA Remate de madera J SECCION THANSVE RSAL (TECHO No, H DETALLE oEL ALERO (rgcnc; NL. '_') VISTA INFERIOR DEL TECHO No. 2 Amarrns ‘. ,_ Tullns da bambú Tabla Ihr ¡ncsdnra Tame; de madet .2 Tapón dr’: ¡madera
  40. 40. 216 BAMBU Viltn intarlm du divursm tipos de estruc- turas do ¡echan du bnmbú que tradicional- manta ¡n cunnruyaen em ul Jwón, 3.3.3 LA CASA DEL TE. La casa (leí u‘. - us un ¡requeñcr reumto rodeada por un Viardín. que se construye separado de ln vivienda. En nskr recinto su efectua diaria‘ mente el ritual de lu ceremonia del té; ceremonia que ha tenido a través de los siglos una gran influencia un lu arquitectura de la vivienda en el Japón. Lu gasa del uï» es: al ünicu tipo de Construcctón en el cual el bambú es utilizado por lraditrifyn como elemento estructural particular- mente del techo, Algunos dv vstrn: detnllos se muestran un luz: fotogra- [ias y díhtljtls.
  41. 41. 3.3.4 EL BAMBU EN LOS JARDINES JAPONESES En el Jupóii ul jardin ns consultar-adn como pam. - integral de la vivienda y tiene una gran influvncízi ¡auto en su diseña interno como ¡zxtc-niu, En ningún cusn sra hace un distsño separado de vivienda y jardín cumn sum-de en el occidente donde una vez terminada lu vivienda se construye el jardín. adaptzlnclolo a su rsstnictura. Lu función principal del Jarrlín es satisfacer ln nucesidtiti psicolfy gíca del hombre por la belleza y 1:: de enriquecer su vidu wvvliïndnlu los misterios de la naturaleza y de la crounióii. El bambú tiene una gran aplicación en los jardines. particularmente como un elemento decorativo, y como tal se emplea en lu vunstrutrción de diversos tipos de cercas, eii ftwntn-w dar- aguas, QUE. Los (ÜGFCÍJS se vonstruyvn Lratliirinnaiimente en riilïzruntes formas según su función. Existen tres tipos dv irercos: el como pequeño el cerco ¡nu-mn y vi ¡re-run (‘XÍGFTHL ARQUITECTURA Zll La iotogruiln muestral; larmacmnn vn nl Japón, el jardin se‘ lnivgra .1 In viviendo‘ como ¡i Iuera ¡mu ¡Jrnionqmlón du lu intima. Nóiuy: la cuiruc ¡una de i» masa cmnrulun lntegramevim de fllildtiru, v lu tnrmn corno enmarca nl paisaje. El piso Interior compuesto um gvucuu uy tiran de "ininml" ¡fl cmlundu con la aruriubianca del iardin.
  42. 42. 218 BAMBU 3.3.4.1 El Car-co Pequeño. El cerco pequeño (Sodegalti) en cnracterislícx» de lor. Jardines Japoneses. Tiene gran importancia armíszica cuando se coloca como pared de fondo de la pila de agua, como límite de una pequeña área del jardín, u como punto du transición entre lu casa y el jardín. Con un fin práctico se emplea como mampma cuando se desea cerrar la vista de algunas zonas do la vivienda desde 1:1 jardín. Por ln general tiene un ancho de 90 cms" _v una altura no mayor de 1.50 mts. En su construcción se emplean gran variedad de diseños lxadicionales que se indican a continuación, en 1o. -: cuales el bambú se combina con (it-ros matefinles como paja, jun quillo y otros similares. i J
  43. 43. ARQUITECTURA 219 3.3.4.2 El Cerco Interno Este tipo de venta como el anterior, tiene una grnn importancia en el diseño de los jardines. Su función principal es aislar el jardín de la Casa del ‘Fé. El cerco interno tradiciunalmenu} es muy transparente. En su construcción se emplea bambú en forma muy simple y por lo general colocado en forma irregular y dispnruju, tlundo la impresión de un trabajo mal hecho, sin embargo. S9 hace ¡iremc-ditadamnnm en esta forma, basándose en uno du lau principios isstakilecidos en la ceremonia del té, que es encontrar la belleza en lu imperfección. Las puertas del crei-cn so construyu-sn siguiendo la forma de éste y no Lienen ln cubierta o techo de protección que por lo general se construye sobre las puertas colocadas vn el cerca externo. Algunos de los Liiseños más empleados se indican a continuación. l i .3 I íaÏ l! l l Furlíiïíïllïvl} í ¡Jill llïllil o Mil li: iïu; r; iiiiiai/ ¡r ií lili; illllzllliïllliïliililillllllis ‘ l ïvtíwÏz ‘ QlÑ É Ml» J r ‘l f 4 i "LI! . v, x24”; ¿»o al“ / n “l” x‘ ¡y , / l í n ”9Ï; >‘6«< ‘v’ t» Ii 4 M11 l / lll
  44. 44. 220 BAM BU Lin Iomqrnllns mumnran dueno: (¡po! do cercos "Inn-mos" y "ex- ïernm" que trndlclanalmnnte ¡e cmltruvvn un «l Japón, vn sea para Ilmltu ciertas ¡uma ¡marnan del jardin o la periferia del mismo.
  45. 45. ARÜUITEETUHA 221 3.3.4.3 El Cerco Externo. Por lo generul lu vivienda se localiza en el centra del jardín, hacia el cual se abren sus diferentes zonas. Ello hace necesario que para lograr privacidad, el cerco que rodea la propiedad seu muy alto y cerrado en tal forma que impida lu vista de la casa desde la pana externa. La construcción del cerco externo se basa en diseños clásicas tradicionales, algunos de los cuales se muestran en los dibujos. Lu puerta de la entrada principal, localizada en este cerco, se construye en ¡nada-ra y bambú de acuerdo a (iisoños también Lrndiciunales. (Tomo protección lleva un Lucha angosta, en lu forma como se muestra en el dibujo. ENTRADA PRINClPAL - jurar. , -— l —= 'w-u——7,Z-——wu lo iliiillliliíïilïífiïliiil mili! _ ÉJÉÜJJWJUIÍ‘ y l _. . l“ . «i . . l x22.. .» ¿num ¡b . "i"; ‘l’ r‘- '- _. .¿ Tïiïliiiiikiillilligllilggizfiiillilili"¡iii! í: - . —n: -—— m. .. angina; _. ,.-__liïíliii’l l "ï“lilli'll m ‘liiillrlilIïïllivill el: 9- '. -'-. lï*'= _‘°! a¡= r1. . " Ïililliiplililifiiliiïiïiiliiig - _. ... . ' in. " r1 (‘iii 4.4-
  46. 46. 222 BAMBU 3.3.5 LA PARED DE ARCILLA REFORZADA CON BAMBU. Aún en los [IIIÍSQH en desarrollo. donde se han implantado las modernas técnicas de construcción. el cemento y los materiales sintéticos han ido reemplazando poco a poco la arcilla como matterial de recubrimiento de las paredes. hasta el ¡Junto de que hoy sólo es utilizada en czonstrucciones rurales aisladas o en las viviendas de gentes de muy bajos recursos. Sin embargo. siendo el Japon el país más industrializado del Asia y de adoptar las más ¡modernas técnicas de construcción. los japone. continúan «empleando la tradicional pared de arci- lla, no sólo un sus viviendas, sino en los modernos edificios de acero y concreto donde también sr: construyen empleando los miramos materinlcss y técnicas de construcción que se utilizaron para construir las refinadas viviendas de la Edad Media Japonesa. La razón para continuar con esta tradi- ción es el colorido y belleza de su textura y por otra parte su bajo costo y estabilidad a los cambios climáticos. a posar de nu ser muy resistente al impacto y al desgaste. ¿l.3.5.l Sistemas de Construcción Como se anotó anteriormente la pared dr. - arcilln se construye por lo general, dentro dv. un marco formado por elementos de madera quu ¡Zumo se Muente un ln íotogralln, la und da mu! » se construva dentro de mamon de rnadan {amados por olmnan un estructuran»: du la vivienda. hacen parte «l» ln estruiznurn de la vivienda, tales como vigas, solistas. cululunus o patillas; a los cuales se insegura como refuerzo. una parrilla for- mada por Lallak delgados n vnrillns de bambú. Para darle tnayoi‘ rigidez a la parrilla, ésta se asegura a una serie de travesaños de madera que se distribu- yen dentro del vano. yu sea horizontal yfo vertical- mente. Lina ve). hecho lo anterior. se aplican a lado y ladu, de la misma de 3 a 5 capas de arcilla. espa- cialmentrc preparada. ii] E. mmnïlumi l Erlruulurn tin la ¡»rr-ns de nrnllla un lncull ¡e indican In: ¡Mdldai má; muelas.
  47. 47. 3.3.5.2 El Iiefuerzo de Bambú Lu parrilla de laambú esLá formada pur tallos delgados de 8 n 13 mm. de diámetro y/ o por vari- llas de igual dimensión (JbIElflÍdBS de rajar longitudi nalmente tallos de mayor diámetro. Estos tallos o varillas se dividen en prinulrmles y secrundaritns. Los principales su colocan con una separación de 30 curs” un sentido horizontal y varLical, y sus «extre- AROUITECTURA 223 mos se aseguran a los miembros estructurales de madera que forman el marco y a los traveaaños, por medio de puntillas o de cajas o mueacaa que se hacen en los mismos. Los secundarios se colocan dentro de los principales con una separación de 2,5 n r1 cms. ,y se aman-an a éstos por medio de una cuerda (kakl - nawa) hecha de paja. que tiene un (liámetro promedio de 5 mm. DETALLES 3.3.5-A CONSTRUCCION DE LA PARED JAPONESA. Munsca para asegurar la parrilla de bambú Cuerda (kaki-nawal Travesaño de madera Paral de madera Tallas o varillas principales ‘fallas o varillas secundarias Tela con valido abimy Parrilla de bambú Estructura de madera aserrada Tallas o varillas principales Capa de arcilla No. 1 Capa No. 2 PERFIL PLANTA 3.3.5.3 La Arcilla La pared puede estar formada por 3, 4 ó 5 capas de arcilla, de diferente composición, que se aplican a cada lado del refuerzo de bambú. Estas capas se conocen con los siguientes nombres: Primera capa: shita - nurl Segunda capa: muru - naoahi. ‘Tercera capa: shitn - zuke Capa intermedia: naka - nuri. Capa final: uwa - nuri. Generalmente sólo se aplican 3 capas, omi- Liéndose la segunda y la tercera. En este caso la capa intermedia (nakn - nuri) se denomina segunda capa. Para la capa final se emplean diferentes mezclas de arcillas, y su acabado depende del clirua y de ln tradición del lugar. Para las primeras
  48. 48. 224 BAMBU capas se «rmplen arcilla de dífvrento ¡mlor y (‘UWSÍS tencia, mvzcladns según el caso (son otros [Jruductns como son: libras. colas, cal, arena que imparten ¡a la arcilla ciertas prupiedatless. Las fibras se 9m ilean ¡ara ¡FOVQHÍT las fisuras l I l n ¡igrietatmentos que se ¡aresentan enla arcilla. pm la contracción ue se reduce al secarse. Las de usu _ P mas comun son: l. Fibras de xtáñamo cleahilnchndzts, «In: 1.5 urnas. de lnngitud llum - susa). 2. Fibras (lo cuerda de manila rleshilnchnda. «le 2.5 Z 5 cms. de longitud. (shirake - aussi). 3. Fibras de Yute cortadas y doshilarrhudzis lshoseki susa]. 4. crm de ctaballo (lui - susa) o de otros animales. que nu tien»? mucho uso en el ulupón. Papel japonés cortado (lmmi - susu]. Puja picada (svara - snsa) (k! lu «tual existe-n varias clases como son: u. Paja de 2.5 n 10 cms. de longitud. (am susn). utilizada para la primera capa. h. ¡’aja obtenida de desperdicios de esti-run y cuerdas, cortadas en longitudes de 2.5 n ñ «zms. lnukumui - sima), generalmente uu vs Lan dura como la anterior; se mezcla mn la segunda capu. v. Pnjn de artículos usados, (turnada en lung! tudes de 2.5 a 5 «rms. deshilachutln, (mnnil suma) se mezcla con la segunda (tapa. d. d. Paja lina [nnkanurí - susa), cortada PH lun- gitudes de u 3 mm. . se mezcla mn la capu final P? ‘ Las colas, dan al rrapelln plasticidad h: u:u'ni— dolo láüllllfifltí‘ aplicable Por utrn paflt‘ vnmu agente ziglutinante le dun durpza. En la proparnvzígri de las colas tradicionalmente se etnplean algas marinas y últimamente su están utilizando produc- tos sintéticos. Cuando se emplean algas marinas. Sl‘ dejan secar primero y luego su cocinan en agua. El líquida cnhwnido (le esta trucción s0 mezclan con ln arcilla. Las ¡ligas más empleadas corresponden u los siguientes génoms y rzspocius. Gigurllnaceae: (Jhundms stack. " Chnndma alarm: Holmes; Chnndms rlvcellata Holmes; Iridophymu J. Ags. lridophyvus cornucapíae’ (Posten. Rupr. ) Slmch y Gardner; Rhodaglossunv J. Ag; Rhoduglossmn pulchru (Kütz). Stech y Gnrd Endocladrac-euc; Gloinpeltis J. Ag; Gloiopa/ lls mnrplanala (Hana) Yamadu; (Jioiopellis [hn-alo Post. el‘ llupn; Gloiopeltis [armar (Turn) J A9,, En lugar de las algas se emplean: ácido ulgimun. rtnwinzi. almidón snluhlo. nmulsión de ll(ïl'l. ill. u dv vinilo. y otros. n. Aplicauziím de la Arcillu Para una ¡‘mred dv 3 capas de rape-llo «lu xircilla. lu pwnnrxlción y aplicación de éstas se hace mi la Iiiguíc-ntc- fnrlnu: Primera (Ïnpa. I'nrn ln ¡ninia-rn capa so emplea una mezcla (ln arcilla y arena Fina, que‘ debe pasar por un tamiz flP S) a IH mm. A esta muzcla se adiciona como libra un porcentaje de paja picada de 3 a El nms. (lo longitud (wara sus-a) según las proporvlnnvs siguientes. cuando no se usan colas. Arcilln ll'l. ‘l1:i Fibra 1 3 f) 0- l ll: l . 4 1 » 3 ‘N. l : I} Blás del 3 ‘.55, La DTUpOTlÏlÓn ¡nas rvcolnnzndznhle para una mezcla de arcilla, arena y film; sis‘. 100 z 300 : 3. Si sv «emplean colas (sehen utilizarse lns si- guientes ¡wup«u'(: u_»nes: Arcilla Arena Fihrn l : Ü 0 « l ‘lá l : .3 l « 2 ‘fi. 1 '. al 2. 4 La ¡Jmpnn-iíni ¡nal r«ev«unr-rir| ud: i ¡maru P5P cuan. de arcilla, arenu y flhrn m: lU(l t illJll : 3. La apliuavión «lv ln primera «zapat se hace [le un lado rin la pflfüd, Clm ayuda de otra persona mln- cruda en el lado ¡ypunsm que sostiene lu ¡mezcla quv empuja. nliszlndula nl mismo tiempo blsln (tapa (lnhe rlvjursv scwnr de P. n <| semanas. Áflltcwlh" de la nflrFBrfl cnnn de arcilla tlesda el lado uuuanm al Indi- cado un la luluuatla, Nbmsu al rumano du bmibú.
  49. 49. En trabajos Lle alta calidad deben tomarse ciertas medidas para evitar que aparezcan luces o separaciones entre el marco formado por los miem- bros verticales y horizontales de madera y la pared de arcilla, debido a la contracción que se presenta en ésta al secarse. Para evitar este problema en lo posible. se clavan en el marco de madera fibras de cáñamu en haces de 5 curs. de longitud con puntb llaa de media pulgada, que se cubren con la segunda capa, en el momento de aplicarse ésta. En nu lugar puede colocarse también una faja de tejido abierto de cáñnmo conocido con el nombre de "notan" de ñ cruza, de ancho, con la cual también se cubren los trnvesaños anchos u miembros de madera, inter- medios, con el fin de que la arcilla tanga algún agarre ul recubrlrlos. Segunda Capa. Para la segunda czapn ae Lltiliza una mezcla más fina que la empleada para la primera capa. Debe pasar por un tamiz (le 3 a 6 mm, y luego revolvarse con paja blanda de fibra de celulosa con longitudes entre 18 y 31 mm. (mo- Repallu de arcilla Paral rte madara-«íï- Perrllta de bambú --. _.___________ Hoz du Miras de cáñamo n yuta Tela con tejido abierto Marco de madera - DETALLES 3.3.5.-B PREVENCION DE DILATACIONES ARQUITECTURA mi - sosa). La proporción de arcilla. arena y fibra. que se utiliza en esta capa es igual a la indicada para la primera capa. (Japan FlnnL Para la capa final se siguientes nombres: l. El “tsuchi - kabe” compuesto de arcilla colo- reada, arena y cola. 2. El “ootsu - kabe”, con arcilla coloreadas, arena fina y cal. emplean vnríos tipos de morteros, que se conocen con los 3. El “shikklú - kabe" compuesto de cal y agua. 4. El “suna - kahe" que consiste en arena colo- reada y cola. Según Engel (34) existen alrededor de 60 clases de morteros de arcilla que se emplean como capa final, ya sea en muros interiores o exteriores de los cuales los de mayor uso se preparan en las siguientes proporciones: 1. Arcilln de barro coloreada. Polvo de concha de mar B0 - 100 litros Mclllu (le rio 40 - B0 litros Celulosa de cualquier tipo para evitar el agrienamiento. (Sosa) 18 litros 2. Arcilla anmrilla. Arcílla café amarillenta 28 litros Polvo de conchas de mar 100 - 150 litros Ielulosu (Suso) 18 litros 3. ¿‘lrcilla café clara para. la capa final Arc-illa café atrmrillenta ' 16 litros Polvo de conchas de mar 100 - 150 litros Arcilln de río 20 litros Celulosa 18 litros tt. Repello ordinario Cal 5B litros Polvo de conchas 130 litros (loma de algas marinas 3.5 Kgrs. Celulosa de cáñamo (hamususa) 2.6 Kgrs. 5. Repellu blanco. Cnl 22 litros Goma de alga marina 0. 23 Km. Celulosa de cáñamo (hamasuua) 11.1 Kgrs. 6. Repello color htxevo Arcllla café amarillento 0.6 Kgrs. Cal 36 litros Polvo do conchas de mar. 150 litros Algas marinas 3 K8“- 7. ‘Perminado en arena fina. Arena coloreada 45 litros Algo marina 0.6 Kgrs. 225
  50. 50. 22H BAMBU 3.3.6 DEFORMAClON AflTl FICIAL DEL BAMBU « BAMBU DE SECCION RECTANGULAR Existen tainnhúes que su urraclrarizan por tenor izntrenudos c-n forma aplanurlzi, tendencia que en muy marcada vn ln Phylloslachya quadrangularis llamado comunmente "bambú cuadrado dr- China". Por ello, la primera vor. que el autor tuvo la oportunidad cin ver un ol «Iapón un florero formado por un lmmhú de SBtTClóH rrrittangxilzir, preguntó a uno de los técnicos que lo acompnñuban si este correspondía n un tallo de in especie arriba anal/ ada. La sorpresa del autor fue mayúscula al enterarse de que no correspondía a rasta especie. sino que su forma rectangular so hahíu logrado por medios artificiales. utilizando para ta] fin una lnrmaleta de sección rectangular dentro de la cua] se hacía ¿‘rc-cer un bambú que normalmenw tiene forma circular. Sin duda alguna. vstu Im sido una de las ziplicacziones del bambú. si así puede llamarse. quie mayor impacto lui ¡‘Jrnducldtï al autor, ya que ello no se ha lograrlo hasta zihora en ninguna otra planta. Por lo general los hominis-s de suucióir rnactangulzir, se utilizan como elementos «lnei-orativos en veamos ¡mm flores, bases dc lámparas, y en 1:1 construccion rlc tabiques qin- sc hacen colocando un bambú u conti- nuación de otro dejando nlgunns verter; ¡»iqucños erspacios intermedios. Bmnbu deformnrlo nriinmalmenre por mndlndv lormalnms «se madera. 8.3.6.1 Procedimiento. [Jul-ante ln etapa dr: crnirimianto un tullu du humhix pineda sor doformado longitudinnlnwnla- wo tener unn idea muy aproximada de la altura Ináximu que tcndrá ol (rogolli) quo no vu ii forma» en su sescrion transversal. empleando con tal fin una lornialota de madcra cuyos lados internos scan 1E(. ]tI| -'7|i(_'nl. l3S ¡i lu longitud de la clrCunfr-renvin del mllo. La íormzileta se introduce en al cogollo. y éste tontlním su urúcimiento dentro de la mismu. tomando ln forma de ésta. Al salir por su extremo superior niguna»; días (lospilés, volverá u. tornar su forma normal o sua ln circular. hasta completar ral vn-i-imnvnto o alturn propio de su especie. Si lr. formaletzi illilizadn es dc forma irregular Iongitutiinalmentar. ul bambú se desarrolla en igual fcvrma siempre y cuando los ángulos dv (lesvlacion un emm demasiado agudos. [Il procedimiento a wguir ¡vara lu prepnruzrióri y aplicación do las luïlnñlfllïkw‘ m ul alguicntu: timon se vxpiiun c-n la sección de Cultivo‘ ol tallo de lmmliú dcsdc vl momento quo bruta del sui-lo lu hncc ¡‘Dll el diámetro máximo que vn n toni-r (ltllïinlü sin vida; el. " (lucir, éste no aumentará y por rr] vontruno disminuirá proporcionalmontv u su ulturn. En lmmhïies do tallos grnndcs la vunarihn dual diámetro m; muy poca r-n los primeros. -l c": 5 IDCLTIJH y por ullo ln lmiuitnrl dr las lormalotas qui‘ se r-¡npl-"uri (en ‘MÍ-Us vasos ptwdún vnrinr enlrr- uno 5 ini-tros, segun In (isporic; o sen que cn lmmhntx» du monnr altura y (liámvtro la longitud ¡lo los formulotas debas ser menor. Por ello m»: vonvcnieritv) logicar una ver. lurmlne su crecimiento Con este fín véase nn ln seccion dr. ‘ Cultivo. Altura del ‘Fallo Una vez que nl IZOgOllO tenga unn altura de 40 il 50 cms. . sv midr- su longitud de ntircunleraniziu en la ¡’norte infvrior ulcl cono. ¡‘kia longitud tir-bc ser‘ equivalent» u ln suma de los lados intcruiys quc vn a tenor la formaletn nn su «extremo inferior, ya sea que se quiera dar forma rcctmigulax, ituzidrada, o examina] ¿il lmmlin. Pmpnracabrs de ¡H5 lormalclas de ¡madera ¡implantar en ln doíurmn- ción Iransvnrsal y longitudinal dal balnhú.
  51. 51. AHUUITECTUHA 227 En al caso de que se le quiera diu una Smfttlón rectangular o cuadrada. la formaltetn dehe estar constituida por 4 Lublas de madura seca. «repillada, dc buena calidad que se clavan por pares formando una "L". En ningún caso deben uluvurst- las vualm tablas u] tiempo para formar el luhn. Para formar (el tubo de ln tnrmaleta, se unen los ángulos du madera amnrránxdolus mn sc>gus u cuerdas resistentes. con nudos no corrednzus, en la forma como se indica en las fnbogrnl'ías, ollo permite que ul bambú pueda ajustarse hucnendo ceder un poco la saga. Si ae clava toda ln ¡‘urmaletu el bambú puede rajarlzn. Si la dimensión total de las lados Internas de la formule-ta, por rsrror resulta menor que la lnngi» tud de la circunferencia del bambú, ¿este puede destruir la formalata si no es lo sufic-u-ntennente resistente. En caso contrario, el bambú se defurma dentro de la formuleta, doblántiosss una de las paredes laterales hacia adentro, dando mmm resul- tado un bambú (informado similar a una canal. Una vez lista ia formaleta su extrmnu inferir», se introduce en el cugollnw presionántlult: ligera- mentv después de lo uuu] se usegurzx vvrtirzulunentc por nmdio de lensores o vientos amarrados du los bambúes vecinos o de estacas clnvaadus un el suelo. La formaleta debe permamevvr vn el bambú hasta después de que éste haya salido por su EXCWIHU superior. Algunos xwustumbmn u quítarla Hólu cuando el lmmhú ha ulcurmziltin: al! ¡máximo (BTQCÏIDÍBIILII u seu LenLre 30 _v 90 dins después. El bambú nn debe cortarse tlasw los ‘J ó 3 años unuw: oinalarormdauy¡mmndaconcuardnmacolocauobmaa (lcsptlós, cuando haya alcanzado su rusistexrcria “WW”"'°'""""°""'“°”‘°‘°"""°”"""°'°°""'- apropiada y sea menos propenso ul ataque de los inseatlrxs. Los fracasos que el ZIULO)‘ tuvo en un prinuxpio en la obtención de lrambúes de sección rectangular, se debieron al empleo de madera de mula calidad, que sa mjó por la Itumedaci y los cambios de temperatura; y a las puntillas y aman-aa que algunas veces se dejaron muy separados. Suhsunudos estos problemas se obtuvu una nmgnífiru muestra. En el Japón se acnstumhru dem-curan‘ lns lullos, una vez que se les quiza la formuleta. nplnctándoles en lu superficie manchas separadas dc- arcillu hú- meda que contiene un G036. dr? ácidu clurhírlricca o sulfúrkto La arcilln se apñcu mn unn brocha dejá» dose luego secar. El ácido sulfúrico produce en el tallo una mancha negra y n] clorhídrivn. nnmrflla. Damon da camada ln ¡nrmalna sobra el cnuullo, ¡e amarra en su parte inferior como se ¡nuestra en ln Oomgmfla, y se Ma vertlcahnante sumando u Inunuluu da anos barrnhúeg o con wmpiams apagumdo; nl Dino.
  52. 52. 22H BAMBU Lan lotuurnflea d" ‘n ¡nunk-mu quuastrnao al mommaloanu que su rmiu la (urrnalula de III-mica! desnuda d! ) mu: al taHa Ira airnn/ ¡IJU su mfr alma desarrollo, Sus hráctsm su rianpvsnrlnn, y ponlarïormente el tallo m decora. aphcándola arcilla Iuúmada, rnezcasda con íazfldu suuinkto o nlmhldrlco como se nbsarvn en ‘a ínïoqmí ¡a mas: ¡or Unn ute: ama In arcilla se desprende, ¡mamando el ¡dm ¡gun Inanchas oscura; En la fnrogral ¡a IHÍEIÍI)! ’ se mumnn un cerco Invmadn con ¡nllon do melón rectangular. uuv ns unn dv- las muchas alnllcaclones decmmlvas quo su las du
  53. 53. ARQUITECTURA 229 3.3.7 MATERIALES DE CONSTRUCCION OBTENIDOS DEL BAMBU En los últimos años con ayuda (le la moderna tecnología, se han obtenido en el Japón ¡rue-vas aplicamones del bambú vu lu ¡elaboración de diversos y extraordinarios ¡materiales de conslmucción, obtenidos en su tnayorízr por trunaformación del bambú. blntrv ollas lus más scahrresalrentes son: (vnlosías (lecornlivas, baldosas para pisos, chapas y paneles contrachapeadas. y láminas rletsoratlvus, lmldusas tcajiclns de bambú que en gameml tienen grnrl aplicación en Irrs rlifvrl-ntes ¡‘ampmr de ln construcción. A continuación so ilustran e indican rvsumirlnmente los sistemas: de fahricrattión dl- esta»; materiales. 3.3.7.] Celusíus Dnrtnrativztu. En las fotografías se ilustran algunos tipos de lmlrlrxsas de (‘elusiu que nnmürunenle se fabrican en el Japón, cun las uruales se pueden cnnslrtur grnndet. pannerles dn- diferente dueño y (Jamaha), ya sea uumhiuárldolus u ulllizundn un ITIHITIO tipnïn de hulclnsti En la cunstruccifvn de lmldnsas pequeñas de celnsía como las indicadas, o do grandes paneles, ¡auedcn utilizarse bnmbúca de cualquier (liámelm. teniendo en (ruenta las sigurentrzs consulerarziones: l. Deben emplearse bambúr-s snzmnndos y sacos a un contenido de humedad onLr-u ¡(l y ral 15H? “ tratados con preservativos pan: UVHRI‘ qm- el producm final nen ¡ruego unacarlu ¡mr los lnsreclels. Hi se cortan arandelas o cilindros cortos do bumbúes verdes, no sazonudos. al secarse en la uelcrsíu se rajan por la contracción que sufren. 2. Antas de cortar los cilindros del Lnllu dv hamhú debe removorso la película externa que los cubre. lo que se logra colocando el Larugo en un lnrno y después passáudule una limu. Si no se dns- pone de turno esta upuración se puede efectuar en lu fcrrma como se indica on la sección de Artesanía, en Peladu del Bambú. ¡‘sto se hace con el propó- sito (le que los ¡zegantes o colas que se utilicen pue. ¡lam ucluar, d? lo contrario no es pcrsihlo pogarlos lntvralmentv. Diversos (¡pa! de baldosas de nelmln una cumúnmenle ¡e labrrnnn an ul Japón: con las cuan»; puedan construirse grandes purwbe: eru- nleandn uno n vanos tipos de baldosas.

×