El discurso periodístico. Una propuesta de análisis

6,805 views

Published on

El contenido del presente Proyecto Final de Carrera es, fundamentalmente, de carácter teórico. Básicamente, se trata de un proyecto de investigación mediante el cual espero obtener respuesta a las hipótesis planteadas. Para ello, realizaré una revisión bibliográfica de los principales autores y corrientes de estudio que han analizado la disciplina periodística y la construcción del discurso mediático, con la finalidad de aplicar estos conocimientos en la propuesta de análisis práctico que realizaré en la tercera parte del proyecto, para obtener mis propias conclusiones.

Published in: Education
0 Comments
4 Likes
Statistics
Notes
  • Be the first to comment

No Downloads
Views
Total views
6,805
On SlideShare
0
From Embeds
0
Number of Embeds
10
Actions
Shares
0
Downloads
0
Comments
0
Likes
4
Embeds 0
No embeds

No notes for slide

El discurso periodístico. Una propuesta de análisis

  1. 1. UNIVERSIDAD POLITÉCNICA DE VALENCIAESCUELA POLITÉCNICA SUPERIOR DE GANDÍALICENCIATURA EN COMUNICACIÓN AUDIOVISUALEl Discurso Periodístico.Una propuesta de análisisTRABAJO FINAL DE CARRERAAutor:Guillermo López AliagaDirectora:Julia Navarro CollGANDÍA, 2012
  2. 2. 1I. lNTRODUCCIÓN.Desde siempre, en todas las sociedades, los seres humanos se han dedicado a laproducción e intercambio de información y contenido simbólico. Para comprender la sociedadcontemporánea, es imprescindible estudiar su forma de comunicación más representativa, lacomunicación masiva, la cual es capaz de hacer llegar sus contenidos a grandes audienciasmediante una serie de instrumentos técnicos, denominados “Mass media”.Un discurso paradigmático, producido y transmitidos por estos medios decomunicación de masas, es el discurso periodístico informativo, cuya materia prima, lasnoticias, constituyen un tipo especial de mercancía que contribuye de forma decisiva a lacreación de nuestro conocimiento social y político, así como de nuestras creencias sobre elmundo. Es por eso que su estudio resulta fundamental puesto que, como afirma Doelker1”Laconstrucción de nuestra imagen del mundo se realiza cada vez más a través de los medios”.Por su parte, García Blanco2señala que “la prensa, la radio y la televisión reproducenincesantemente la red de noticias que configura nuestra realidad social”. Sin embargo, segúnTeun A. Van Dijk3, “la noticia no es un reflejo de la realidad, tampoco una reconstrucción, sinouna determinada forma de construir la realidad”.En primer lugar y, dada la enorme trascendencia adquirida por los medios de comunicaciónde masas y uno de sus discursos más característicos, el discurso periodístico informativo,hemos decidido adentrarnos en el estudio de las rutinas de construcción y producción de lasnoticias como construcciones discursivas institucionalizadas.Asimismo y, en segundo lugar, dada mi formación académica, poseo tres licenciaturas, enPublicidad y Relaciones Públicas, Periodismo y Comunicación Audiovisual, el objeto de estudioseleccionado, los medios de comunicación de masas, constituye el ámbito en el que voy adesarrollar mi actividad laboral. Por esta razón, creo de especial interés para mi capacitaciónprofesional conocer el origen, desarrollo y funcionamiento actual de la disciplina periodística y1Doelker, Christian: La realidad manipulada. Radio, televisión, cine y prensa. Editorial Gustavo Gil,Madrid, 1982.2García Blanco, J.Mª. : “La construcción de la realidad y la realidad de su construcción”. Revista Doxanº1, Universidad de Oviedo, noviembre 2010.3Entrevista a Teun A. Van Dijk, disponible enhttp://historico.unperiodico.unal.edu.com/Ediciones/54/05.htm
  3. 3. 2comprender las estrategias y condicionantes a las que se ve sometido en la construcción de sudiscurso.Con la realización del presente proyecto, nos hemos propuesto alcanzar los siguientesobjetivos:1. Contextualizar históricamente la disciplina periodística y examinar su evolución alo largo del tiempo, desde sus orígenes hasta la contemporaneidad.2. Cartografiar y analizar las distintas corrientes de estudio del discurso mediáticoinformativo (periodístico).3. Examinar y comparar las diferentes metodologías de análisis del discursoperiodístico utilizadas por las principales corrientes de estudio de esta materia.4. Establecer un modelo de análisis propio que comprenda las metodologías másrelevantes utilizadas por las anteriores corrientes de estudio.5. Aplicar dicho método de análisis sobre la construcción del discurso periodístico dedeterminados acontecimientos de naturaleza informativa; a partir de susresultados6. Elaborar un análisis comparativo, mediante un estudio de casos, del tratamientoinformativo realizado por los principales periódicos nacionales, en sus edicionesdigitales. sobre un suceso de actualidad concreto: la huelga general del 29-M.7. Identificar y enumerar las semejanzas y diferencias en el tratamiento informativode un suceso de actualidad, llevado a cabo por medios de comunicacióndiferentes.8. Extraer conclusiones sobre los diversos condicionantes que actúan en laconstrucción de las noticias, como género discursivo, que supongan unaaportación al gran número de estudios ya existentes sobre los medios decomunicación de masas.
  4. 4. 3El contenido del presente Proyecto Final de Carrera es, fundamentalmente, de carácterteórico. Básicamente, se trata de un proyecto de investigación mediante el cual esperoobtener respuesta a las hipótesis planteadas. Para ello, realizaré una revisión bibliográfica delos principales autores y corrientes de estudio que han analizado la disciplina periodística y laconstrucción del discurso mediático, con la finalidad de aplicar estos conocimientos en lapropuesta de análisis práctico que realizaré en la tercera parte del proyecto, para obtener mispropias conclusiones.Con la finalidad de conseguir los objetivos planteados, en el presente proyecto deinvestigación se emplearán dos tipos de metodología.La primera de ellas, utilizada en las dos primeras partes del mismo (revisión y estudiobibliográfico) es fundamentalmente de carácter deductiva, ya que partiendo de datosgenerales se procederá a extraer conclusiones de tipo particular. La utilización de estametodología me permitirá establecer un marco general de referencia del objeto de estudioescogido, que me facilitará, tanto la labor de análisis de la tercera parte, como la extracción deconclusiones.En cambio, en la tercera parte de este trabajo (estudio de casos), utilizaré unametodología de carácter inductivo. Tras seleccionar un acontecimiento noticioso concreto, serealizará un análisis de carácter comparativo relativo al tratamiento informativo llevado a cabopor los principales diarios nacionales de información generalista en su edición digital. Larealización de este estudio, nos permitirá extraer una serie de pautas con el fin de elaborarconclusiones de carácter general acerca de los diversos condicionantes que actúan en laconstrucción de las noticias como tipo característico de discurso: el discurso periodístico.Este trabajo está vertebrado en tres partes claramente diferenciadas. La primera deellas, está centrada en el análisis histórico y la contextualización de la disciplina periodística,desde su nacimiento hasta la contemporaneidad. En ella, realizaré un breve recorrido por elorigen y el desarrollo de esta disciplina, hasta llegar a la situación actual, donde analizaré lasinfluencias y condicionantes a las que se ve sujeto el periodista y que repercuten directamenteen la construcción de las noticias. Para ello, acudiré, entre otros, a autores como John B.Thompson o Rodrigo Alsina. Estos autores me proporcionarán la base para poder afirmar quela construcción periodística del discurso mediático informativo, e indirectamente la realidadmediática transmitida por este discurso, se ve condicionada e influenciada por intereses dediversos tipos.
  5. 5. 4La segunda parte del proyecto se centrará en examinar las distintas corrientes deinvestigación y disciplinas que han centrado su interés en el estudio de las noticias comogénero discursivo. A través de disciplinas como la lingüística o la semiótica de la comunicaciónde masas, y de enfoques de estudio como el análisis crítico del discurso (ACD), trataré deidentificar las pautas para la realización de un análisis estructural, interdisciplinario, de lasrutinas profesionales de construcción de las noticias de actualidad como forma de discursopúblico. A través de la revisión bibliográfica, en la que recurriré, entre otros, a autores como,por ejemplo, Teun A. Van Dijk, intentaré establecer un marco analítico para la realización de unanálisis comparativo de las noticias de actualidad.La tercera parte del proyecto, de carácter más práctico, consistirá en la realización deun análisis estructural comparativo del tratamiento informativo de actualidad realizado por losprincipales diarios de prensa nacional generalista, en sus ediciones digitales en Internet, ya quecomo afirma Castells4, “la lectura de periódicos se hace cada vez más por Internet”. Para larealización de este análisis, he decidido centrarme en un acontecimiento noticioso concreto, lahuelga general del 29 de Marzo de 2012. Para ello, he seleccionado y analizado el tratamientoinformativo llevado a cabo por 9 diarios nacionales generalistas, en su edición digital, duranteel día siguiente del acontecimiento (30 de Marzo de 2012). Los diarios analizados han sido:ABC, El Confidencial, El País, El Mundo, La Razón, El Periódico de Catalunya, La Vanguardia, 20Minutos y Público.Asimismo, cabe señalar que, debido a la limitación temporal de este proyecto, y a lacomplejidad y minuciosidad del análisis de contenido, he decidido centrarme únicamente enlos titulares de las informaciones y en las fotografías utilizadas para ilustrarlas.4Castells, M.”Autocomunicación de masas” enhttp://www.viadescape.com/laignoranciamata/2005/11/eres-tu-un-autista-digital-manuel.html.
  6. 6. 5II. CUERPO TEÓRICO.1. ORIGEN, DESARROLLO Y SITUACIÓN ACTUAL DEL PERIODISMO.En la sociedad actual, los medios de comunicación se erigen como uno de losprincipales instrumentos de construcción social de la realidad. Concretamente, uno de susdiscursos más representativos, el discurso periodístico, y su materia prima, las noticias,constituyen un tipo de discurso que fabrica una clase especial de realidad, la realidad pública.Al recibir información y devolverla a las sociedad, el periodista emplea una manerapropia de ver el mundo, de esta manera, podemos afirmar que el periodismo constituye unadisciplina de interpretación de la realidad.A este respecto, Teun A. Van Dijk5La mayor parte de nuestro conocimiento social y político, así como nuestras creenciassobre el mundo, procede de las decenas de informaciones que leemos o escuchamos a diarioen los distintos medios de comunicación.señala que “la noticia no es un reflejo de la realidad,tampoco una reconstrucción, sino más bien una determinada forma de construir la realidad”,basada en la producción de sentido a través de la práctica productiva y las rutinasorganizativas de la profesión periodística.Por esta razón, el estudio de la disciplina periodística tiene una importanciafundamental para comprender el desarrollo de la sociedad contemporánea puesto que comoafirma Gómez Mompart6Así pues, cabe en primer lugar establecer una definición sobre este concepto. SegúnCarlos Barrera, “sin el periodismo no se acaba de entender ni la economía ni lapolítica ni la cultura de los siglos XIX y XX”.75Fuente de consulta:, se entiende por periodismo “aquella actividad consistente en recabarinformaciones, seleccionarlas, procesarlas, recogerlas en un soporte y ofrecerlas a un postorcomprador o público”.http://historico.unperiodico.unal.edu.co/Ediciones/54/04.htm. Fecha de consulta:24-04-2012.6GÓMEZ MOMPART, J.L. y MARIN OTTO, E: Historia del Periodismo Universal. Editorial Síntesis, Madrid,1999, pág. 9.7BARRERA, C.: Historia del Periodismo Universal. Editorial Ariel Comunicación, Barcelona, 2004, pág.26.
  7. 7. 6El periodismo, tal y como lo conocemos actualmente, posee el carácter de unaindustria cuya mercancía prefabricada será la opinión pública, la realidad; así las empresasperiodísticas tienen una doble importancia: desde el punto de vista económico y desde elpunto de vista político.Sin embargo, como comprobaremos a lo largo de esta primera parte del proyecto, larealidad actual de la disciplina periodística dista mucho de la que fue su función originaria, enpalabras de John B.Thompson8, “aquello que antes fue un fórum ejemplar del debate racional-crítico se convirtió tan sólo en otro campo de consumo cultural”.1.1 Antecedentes de la disciplina periodística.Cabe señalar en primer lugar, respecto al origen de la disciplina periodística, que noexiste un consenso entre las diversas teorías y corrientes de estudio. Para algunos autores, elperiodismo nace en el momento en que el hombre empieza a vivir en comunidad, para otros,sólo a partir de la invención de la imprenta y de sus posibilidades de producir la información. Elúnico postulado compartido por todas las tradiciones de estudio es que el periodismo nacedebido a la profunda necesidad que tiene el hombre de informar y ser informado.Primeras formas de transmisión de información mediante representaciones pictóricasLo que sí podemos afirmar con absoluta rotundidad es que la comunicación social haexistido desde siempre, creando fórmulas para que las sociedades pudieran codificar ytransmitir principios básicos de supervivencia e identificación. El periodismo es una de estasfórmulas. Aunque relativamente reciente, podemos encontrar antecedentes muy lejanos, al8THOMPSON, JOHN B.: La teoría de la esfera pública. Publicado en Voces y Culturas, nº 10, pág.4.Barcelona, 1996, consulta disponible en:http://www.periodismo.uchile.cl/talleres/teoriacomunicacion/archivos/thompson.pdfFecha de consulta 08-02-2012
  8. 8. 7igual que ocurre con otras de estas fórmulas como pueden ser la publicidad, el marketingdirecto o el cine.Como señala Carlos Barrera9, “con toda seguridad existieron en Roma y en el imperioromano individuos que se ganaron la vida recogiendo y vendiendo información o ejerciendo deinformadores privados para personalidades de primer orden”. Así pues, podemos considerar alImperio Romano como la primera cultura en que la información transmitida era importantepara el poder.Podemos encontrar ejemplos de estos lejanos antecedentes en las “cartas deCicerón”10, las cuales constituyen una excelente fuente de información sobre la política y lascostumbres de la antigua Roma, o en el “acta Diurna”11, que consistía en “una hoja de noticiasen formato cartel que se publicaba diariamente y se colocaba en distintos lugares de accesopúblico del foro, bajo el cuidado de los legionarios”12.Asimismo, surge en esta época las figuras del pregonero, los denominados “Praeco”,los cuales recorrían la ciudad comunicando noticias oralmente, los “Strilloni” que comunicabaninformación y publicidad comercial, y los “Subostrani” que vendían la información que poseían,tal como hacen las agencias de noticias actuales. Según cuenta Horacio13, eran los“Subostrani” los que completaban la información para los interesados, las noticias sólosugeridas o calladas o breves de las actas públicas.Sin embargo, y pese a la gran cantidad de publicaciones aparecidas, en Roma, noexistía la libertad de información, debido a que el poder sometía un estricto control a todas lasinformaciones publicadas. Posteriormente, durante la Edad Media, el incipiente géneroperiodístico escrito utilizado en Roma fue totalmente abandonado.9BARRERA, C. 2004, Op.cit., 26.10Cicerón, consciente de la información como fuente de poder, se rodeó de buenos informantes que lemantuvieran al tanto de lo más importante cuando él no estaba en la ciudad imperial. Fuente:http://www.imperioromano.com/175/medios-de-comunicacion.html. Fecha de consulta: 08-02-2012.11El acta diurna, commentaria Senatus,publicadad, cuya publicación fue ordenada por el emperadorJulio César, en el año 59.a.c, hacía públicos los hechos del Senado y el acta diurna urbis, lo acontecido enlas asambleas populares, los tribunales, los nacimientos, muertes, matrimonios… Fuente:http://laventana.casa.cult.cu/modules.php?name=News&file=article&sid=4259. Fecha de consulta: 08-02-2012.12Fuente de consulta: http://www.imperioromano.com/175/medios-de-comunicacion.html. Fecha deconsulta: 08-02-2012.13Principal poeta lírico y satírico en lengua latina. Fuente: http://es.wikipedia.org/wiki/Horacio
  9. 9. 8Los antecedentes de la disciplina periodística aparecidos durante la Edad Media seidentificaron fundamentalmente con la transmisión de noticias por vía oral. Debido alanalfabetismo de la gran mayoría de la población, el control de las informacionessuministradas estaba en manos de unos pocos. A pesar de ello, “la necesidad de comunicar sehizo notar en las propias personas, quienes querían saber historias y leyendas, enterarse decómo iba el mundo, de conocer”14.Los principales encargados de la transmisión informativa pública durante este periodofueron los trovadores y juglares, los cuales, con la principal finalidad de divertir, iban de lugaren lugar contando sus historias, experiencias y viajes, transmitiendo con exactitud todoaquello que veían y experimentaban. Fueron los que tomaron las riendas de la comunicación, acambio de riquezas y atraídos por ellas.Por otra parte, en el ámbito de los negocios, surgió la figura del mercader, el cual seconvirtió en “el actor más importante en la comunicación comercial”15. De mercado enmercado, viajero y conversador, era uno de los pocos que sabían algo y podían comunicarlo.De esta manera, las noticias e informaciones contadas por ellos generaban muchísimointerés entre la población, la cual escuchaba atentamente todos los sucesos y acontecimientosnarrados por éstos.Sin embargo, y aunque hayan antecedentes en la antigua Roma, tal y como afirmaBarrera, el periodista, como tal, es un hombre del Renacimiento, ya que sería en esta época“cuando de forma ordenada, seriada, en oferta pública, con precio, cuando aparecen aquellosfactores más elementales de esta forma específica de comunicación en torno a las “hojas amano”, avisos, gacetas y “precios corrientes” entre el trecento y el cinquecento italianos.16”.Aparece la figura del “hombre del Renacimiento”1714Fuente de consulta:, personajes como NicolásMaquiavelo, Girolamo Savonarola o Baltasar Castiglione, personalizan las característicasprimitivas de lo que hoy se considera el oficio periodístico, “recopilaban información, conhttp://www.buenastareas.com/ensayos/Evoluci%C3%B3n-Del-Periodismo-Edad-Media-a/796073.html. Fecha de consulta: 10-02-201215Ibidem.16BARRERA, C. 2004, Op.cit., 26.17El hombre renacentista se basa principalmente en los diferentes artistas y estudiosos delRenacimiento europeo, expertos en varios campos o disciplinas múltiples.
  10. 10. 9frecuencia informaciones escandalosas, las editaba periódicamente en cartas o avisos hasta elpunto de ser temido por ello, y las vendía”18.Así pues, desde esta perspectiva, la información comienza a consolidarse como factorde poder político, social y económico en las sociedades occidentales. Además, como señalanGómez Mampart y Marín Otto19, “más allá del libro fruto de pensadores y eruditos, cobraronpersonalidad cuatro bloques de documentos concebidos a modo de medios de comunicaciónsocial: las crónicas, las cartas-diario, los almanaques y los “avissi” o “fogli a mano””.Sin embargo, según John B. Thompson, el verdadero origen de la denominadacomunicación de masas, la cual define como “un amplio fenómeno que emerge históricamentea través del desarrollo de instituciones que tratan de explotar nuevas oportunidadesaglutinando y registrando información, para producir y reproducir formas simbólicas[transmitiéndolas] a una pluralidad de receptores a cambio de algún tipo de remuneracióneconómica”20, está contextualizado, ya que comienza con el desarrollo de la imprenta, elprimer instrumento de producción en serie de mensajes, durante los siglos XV y XVI.Thompson defiende la idea de que el surgimiento de las “industrias mediáticas”, entreellas la industria periodística, como base del poder simbólico21, es un proceso que tiene suorigen a lo largo del siglo XV, periodo durante el cual las técnicas de impresión, desarrolladasoriginariamente por Gutenberg, comienzan a difundirse por las grandes ciudades Europeas. Deesta manera, el nacimiento de estas industrias de la impresión contribuyó a la creación denuevos centros y nuevas redes de poder simbólico fuera del control de la Iglesia y del Estado.Como explica este autor, hasta la llegada de la imprenta existían cuatro tipos de redesde comunicación: la red eclesiástica, entre países pertenecientes al catolicismo, las redespolíticas, entre estados con buenas relaciones diplomáticas, las redes comerciales, entreempresarios y las redes de comerciantes, vendedores y artistas ambulantes, los cuales seencargaban de transmitir noticias de lugares lejanos.18BARRERA, C. 2004, Op.cit., 27.19GÓMEZ MOMPART, J.L. y MARIN OTTO, E. 1999. Op. cit. pág. 15.20THOMPSON, J.B.: Los media y la modernidad. Una teoría de los medios de comunicación. EditorialPaidós, Barcelona, 1998, pág.45.21Concepto acuñado por el sociólogo francés Pierre Bordieu, definido como “la actividad productiva ytransmisoras de formas simbólicas significativas”. Citado en:http://expresionarteycultura.blogspot.com.es/2010/04/thompson-john-b-comunicacion-y-contexto.html. Fecha de consulta: 21-03-2012
  11. 11. 10Según Gómez Mompart y Marín Otto22, “la imprenta aportó a la Europa “moderna” dela cultura escrita un medio funcional, eficaz y barato para atender su mercado público dedocumentos”. La novedad de la imprenta fue acompañada de la del correo, cuyo servició seestableció de manera estable durante los siglos XV y XVI. Ambas novedades, contribuyeron deforma decisiva a la modificación de las redes de comunicación existentes hasta ese momento.La difusión de hojas noticiosas impresas a partir del siglo XV no hace desaparecer lasnoticias manuscritas, sino que incluso refuerza su interés a causa de la censura23impuesta porlos gobiernos a todo tipo de impresos.Así pues, como señala Carlos Barrera24,”el siglo XVI es el siglo de la eclosión de lacuriosidad pública, y de la demanda de información. Así, crecieron en Francia las hojasconocidas como “ocassionels”25, a la vez que se mantenía en su máximo esplendor la demandade noticias manuscritas. Lo esencial es que el XVI es el gran siglo de las noticias, y la apariciónde las publicaciones periódicas será la consecuencia de la expansión de su demanda”.Éste es el noticierismo preperiodístico que cruzó el umbral del siglo XVI. Con loacumulado en su fase de gestación, compartiendo escenarios con el manuscrito y los mensajesorales, y manteniéndose casi sin alteraciones y próximo al ya plenamente asentado textobibliográfico impreso.Sin embargo, aunque las primeras publicacionesperiódicas de noticias e información generalizada datan desdela segunda mitad del siglo XVI, el origen de los periódicosmodernos se encuentra a principios del XVII, con la aparición deperiódicos regulares semanalmente denominados “Gacetas” o“Corantos”, los cuales realizaban pequeñas recopilaciones denoticias. Cuando estos primitivos periódicos comenzaron aconseguir gran popularidad, los gobiernos intentaron poner,rápidamente, una serie de obstáculos como la necesidad deobtención de licencias y la censura.22GÓMEZ MOMPART, J.L. y MARIN OTTO, E: 1999. Op. cit. pág. 15.23Se entiende por censura el control que existe sobre la libertad de expresión.24BARRERA, C. 2004, Op.cit., 27.25Los ocassionels son hojas manuscritas, aparecidas en Francia, durante el siglo XVI.El Courant fue el primerperiódico diario
  12. 12. 11Como explica Thompson, el desarrollo de la prensa periódica independiente del poderdel Estado, la cual sería capaz de ofrecer información y comentarios críticos sobre temas deinterés general, no se produciría hasta el siglo XVIII en Inglaterra. El primer periódico diariopublicado en este país fue el Daily Courant, “primer diario estable de la historia, que apostópor la independencia y la objetividad informativas junto a los anuncios, en lo que cabeentenderse como el intento pionero de una concepción empresarial de la prensa”26, distribuidomediante dos vías: a través de una red de vendedores ambulantes y, también, mediante el usodel servicio postal y automovilístico.En consecuencia, durante este siglo “apareció una gran variedad de prensaespecializada: había periódicos dedicados a acontecimientos culturales y al entretenimiento,otros a noticias comerciales y financieras y un tercer grupo a comentarios sociales y políticos”.Debido al éxito experimentado por este tipo de publicaciones, las instituciones políticas sevieron obligadas a imponer cierto tipo de control sobre éstas, mediante la imposición de unaserie de tasas especiales con la finalidad de restringir y dificultar la producción, desbancar a losperiódicos de menor éxito y, obtener un incremento de los ingresos para la corona.Así pues, el desarrollo de un periodismo de carácter independiente, que escapara delcontrol estatal sobre sus contenidos, fue de vital importancia para el desarrollo del modernoEstado Constitucional. Algunos de los principales librepensadores de los siglos XVIII y XIX comoJeremy Bentham o John Stuart Mill, fueron férreos defensores de la libertad de prensa, la cualconsideraban de vital importancia para protegernos del poder estatal. Sin embargo, no seríahasta finales del siglo XIX cuando la liberta de prensa se convertiría en un rasgo constitucionalcaracterístico de los Estados occidentales27.Por estos motivos, como señala Jurgen Habermas2826GÓMEZ MOMPART, J.L. y MARIN OTTO, E: 1999, pág. 33., podemos afirmar que el periódicocomo medio de comunicación de masas ha sido uno de los factores más significativos paraentender el desarrollo de las sociedades y constituye un elemento de vital importancia debido27Como afirma el Artículo XI de la Declaración de Derechos del hombre, del 26 de agosto de 1789, “lalibre comunicación del pensamiento y de las opiniones es uno de los derechos más preciados del hombre.Todo ciudadano puede, pues, hablar escribir e imprimir libremente, aunque deberá responder del abusode esta libertad en los casos que determine la ley”.28A este respecto véase su Teoría de la esfera pública en HABERMAS,J: Historia y crítica de la OpiniónPública. Editorial Gustavo Gili, Barcelona, 2004.
  13. 13. 12a su intervención en el proceso de democratización, puesto que se convirtió en el escenario dedebate público, reivindicación partidista y debate político.Asimismo, hay que señalar que sería entre estos siglos, el XVIII y el XIX, cuando loslíderes políticos comenzaron a tomar conciencia del gran poder que podían tener las gacetaspara influir en la población y, comenzaron a proliferar los periódicos de facciones y de partidospolíticos.Al mismo tiempo, a lo largo del siglo XIX, los empresarios descubrirían el potencialcomercial del periodismo y del mercado informativo. Así, se produciría en este periodo unverdadero proceso de industrialización y democratización del periodismo. Como señala GómezMampart y Marín Otto, “incipiente prensa de masas, al servicio de una nueva demanda, queno es sólo la de sus lectores, también la del moderno Estado, cuyo desarrollo nacional requerirádel progreso económico, así como de la maduración de una sociedad cada vez más impregnadade nuevas formas de identidad colectiva”29.1.2 Desarrollo del periodismo moderno y la “prensa de masas”.Como hemos señalado anteriormente, desde principios del siglo XIX hasta el año 1875,se produciría un verdadero proceso de industrialización y democratización de la prensa. Porese motivo, la etapa que abarca desde finales del siglo XIX hasta los comienzos del XX esconsiderada la Edad de oro de la prensa de masas debido a que su mercado se encuentra enuna fase de gran expansión. Su consumo, ampliamente extendido entre la población, pasa aser habitual, ya que no existe otro medio de comunicación colectivo.Ya desde comienzos del siglo XIX, los periódicos habían comenzado a evolucionar, engran medida, por diversos factores como la multiplicación de las tiradas, la diversificación decontenidos y el crecimiento de la competencia, debido a la proliferación experimentada poreste medio. Estos cambios supusieron la creación de nuevos estilos periodísticos y de unaprensa más atractiva con más páginas, más variadas y, también, con mayor publicidad,convertida en una importante forma de financiación para reducir los precios de venta.29GÓMEZ MOMPART, J.L. y MARIN OTTO, E: 1999, pág. 50
  14. 14. 13Como señalan Albert y Sánchez Aranda30, esta enorme evolución se produjoprincipalmente debido a cuatro factores. En primer lugar, por factores políticos y sociales,debido a fenómenos como el aumento de la educación y la urbanización de los grandesnúcleos urbanos comienzan a aumentar el interés de la población por la información y lascuestiones de ámbito político. En segundo lugar, debido a factores económicos, puesto quecon la industrialización del siglo XIX se transformó también la forma de transmitir y producirnoticias, debido a la industrialización de los medios de producción de los periódicos y a laextensión del mercado mediático.Asimismo hay que destacar, en tercer lugar, el desarrollo de una serie de factorestécnicos como la evolución y surgimiento de nuevas técnicas de fabricación, la invención deltelégrafo, que permitió una mayor rapidez en la transmisión de noticias e intercambio entreperiodistas, o la evolución de los transportes, con la creación del ferrocarril, el cual contribuyóde forma decisiva la mejora de la distribución.En cuarto lugar, por el proceso de profesionalización experimentado por este medio,ya que gracias al telégrafo eléctrico y a las posibilidades que su uso suponía, surgieron lasprimeras agencias de prensa31: la francesa Havas, la alemana Wolff, la estadounidenseAssociated Press y la británica Reuter.A lo largo del siglo XIX y el primer cuarto del siglo XX, debido a las importantesinnovaciones tecnológicas producidas, la prensa se consolida como medio de comunicaciónhegemónico, al provocar una mayor tirada de los periódicos, a la vez que se resuelve la luchaentre el poder y los empresarios por abolir los impuestos políticos que encarecían laspublicaciones. Los primeros en lograr esto fueron los norteamericanos, quienes consiguieronaudiencias masivas con “la prensa de centavo”, originando consecuentemente un procesocreciente de oferta y demanda de información32.30ALBERT, P. y SÁNCHEZ ARANDA, J. J: Historia de la prensa. Ediciones Rialp, Madrid, 1990, pág.74.31Organizaciones dedicadas a la producción y distribución de material informativo cuyo principal públicoson los medios de comunicación.32VIZCARRA, S.: El Periodismo en su evolución histórica: el predominio del enfoque empresarial enRevista Latina de Comunicación Social, vol.4,nº45, diciembre (2001), España.
  15. 15. 14Como explica Silvia Vizcarra33Al mismo tiempo que la prensa se establece como un auténtico fenómeno de masas,se pone de manifiesto, de la misma forma, su condición de aparato ideológico, “a partir del ejemplo de dos modelos paradigmáticoscomo el “New York World” de Joseph Pulitzer, y el “New York Journal” de Randolph Hearst, semuestra como la prensa de masas inicia una trayectoria que le aleja de un periodismo serio y leacerca a un periodismo informal, irresponsable, a un nuevo modelo que, dada la rentabilidadde sus tiradas millonarias, conseguirá imitadores en todo el mundo”.34al servicio delas élites dominantes.El conjunto de grandes transformaciones del siglo XIX contribuyeron a la creación deuna prensa burguesa por los fines instruccionales de sus comunicados y por su sentidoempresarial. Así, el empresario informativo burgués, al verse liberado del proteccionismooficial, pudo desarrollar sin trabas su actividad económica. Sin embargo, nuevossometimientos y condicionamientos surgieron a raíz del mercado y las leyes del beneficio y lacompetencia, producto ella de la industria cultural e informativa gestada a partir de laaplicación de mecanismos industriales a la prensa, al libro, la radio y el cine.Estos periódicos abandonan las viejas fórmulas y se atribuyen nueva funciones en lasociedad del siglo XX, convirtiéndose en bienes de uso y consumo. Se venden a un precio muybajo y proporcionan a sus lectores un producto atractivo y bien terminado. Su presenciapreponderante en la sociedad les convierte en instrumentos con una gran influencia sobre lapoblación. Será precisamente ese considerable crecimiento en su consumo y, por tanto, en supoder, lo que hará que se utilicen para provocar manipulaciones de todo tipo.Pese a que la etapa siguiente, comprendida entre los años 20 y los 40 del siglo XX seráconsiderada la etapa de los grandes periódicos, la aparición de otro medio de comunicacióncomo la radio y, la pérdida de prestigio político experimentada por el uso propagandístico quese hizo de la prensa durante la 1ª Guerra Mundial, hizo que disminuyera la inversiónpublicitaria en este medio, aumentando su precio y disminuyendo la cifra de ventas, lo quesupuso la desaparición de un gran número de publicaciones, sobreviviendo sólo las másgrandes empresas mediáticas.33VIZCARRA,S.: El Periodismo en su evolución histórica: el predominio del enfoque empresarial enRevista Latina de Comunicación Social, vol.4,nº45, diciembre (2001), España (REVISAR CITA REVISTA)34Según el filósofo francés Louis Althusser, los Aparatos Ideológicos del Estado son una serie deinstituciones (medios de comunicación, colegios y universidades, la iglesia…) cuya función es reproducirla ideología dominante.
  16. 16. 15Una vez finalizado este conflicto, se inició nuevamente la expansión de la prensa,activada por el apoyo de la fotografía y avalada por la publicidad, hecho que remarcó lacompetitividad y la imposición del más fuerte. Como señala Silvia Vizcarra35, “los anunciantespublicitaban sólo en los periódicos de audiencias mayores, y estos a su vez colmaban suspáginas de notas sensacionalistas y de ilustraciones fotográficas con el objeto de conquistarmayor cantidad de público para asegurar el éxito del negocio”.Asimismo, como señala, a este respecto, Carlos Barrera “el resultado de esta evoluciónfue la pérdida de compromiso político de muchos periódicos. Al tener que buscar un públicolector lo más amplio posible para aumentar la tirada y compensar así los crecientes gastos quela inversión en nueva tecnologías había ocasionado, los temas políticos solían presentarse deforma aséptica con el fin de no herir la sensibilidad de nadie”36.Después de la 1ª Guerra Mundial, la hegemonía de la prensa como único medio decomunicación de masas tocaba a su fin. El cine y la radio acapararon la atención de la genteque buscaba diversión y entretenimiento, pero también información sin esfuerzos.La creciente complejidad del tráfico internacional de noticias, la aparición de agenciasespecializadas en todos los países y el enrarecido clima político de los años 20, caracterizadopor un aumento de los sentimientos nacionalistas y la intervención de los agentes políticos enla labor de las agencias de información, desembocaría en el establecimiento del principio delibre circulación de las informaciones.Así pues, debido al surgimiento durante el período de entreguerras de gobiernostotalitarios en distintos países de Europa occidental, como el nazismo alemán, el fascismoitaliano o el comunismo ruso, se establecieron dos modelos de información radicalmenteopuestos. Por un lado, el modelo informativo de los países con regímenes totalitarios, loscuales hicieron de la propaganda uno de los medios fundamentales de su organización,controlando todos los productos informativos y culturales como prensa, radio, cine, libros,artes…35VIZCARRA, S.: El Periodismo en su evolución histórica: el predominio del enfoque empresarial enRevista Latina de Comunicación Social, vol.4, nº45, diciembre (2001), España.36BARRERA, C. 2004, Op.cit., 193.
  17. 17. 16Estos medios fueron sometidos a los fines del partido político que ostentaba el poderdefendiendo y legitimando sus ideas y valores para, posteriormente transmitirlos e inculcarlosa la población.Por otro lado, se estableció otro modelo informativo, de naturaleza radicalmenteopuesta. Este modelo fue característico de los territorios libres, como Inglaterra, en los cualesse mantuvo el espíritu liberal, reconociéndose y respetándose el derecho a la libertad deexpresión e información.De esta manera, durante la 2ª Guerra Mundial, los gobiernos de los estados totalitariosutilizaron todos los medios de información, principalmente prensa y radio. Durante esteperiodo, todos los grandes diarios de estos países estuvieron profundamente marcados por lainfluencia de la propaganda. Era común la utilización por parte de los periodistas de distintastécnicas, fórmulas y trucos de persuasión en la construcción de sus discursos. Asimismo, laterminología propagandística se hacía presente en todo tipo de informaciones, incluso en lassecciones de entretenimiento.Así pues, el periodismo informativo creció paralelamente al periodismo ideológico,durante los años del conflicto. Sin embargo, no sería hasta la finalización del mismo, cuando seproduciría la consolidación del periodismo informativo.Como señala Julián González, “La consolidación del periodismo informativo y algunosde sus criterios de eficacia (objetividad informativa, estilo neutro, reducción y control de lapresencia subjetiva del informador…) coincide con la estabilidad social y prosperidad generalderivada del incremento de la productividad técnica tras el armisticio”37.Desde mediados de los años 40 hasta finales de la década de los 70 se vive una etapade expansión económica que inevitablemente influirá, de forma fundamental, en el desarrollodel sector mediático. El negocio informativo comenzó a experimentar un gran crecimiento conel cual, las empresas periodísticas lograron aumentar enormemente su poder.37GONZÁLEZ, J.: Repensar el Periodismo. Transformaciones y Emergencias del Periodismo actual.Editorial Universidad del Valle, Colombia, 2004, pág. 25.
  18. 18. 17Los cambios y transformaciones que tuvieron lugar durante la segunda mitad del sigloXX en los medios de comunicación de masas serían verdaderamente extraordinarios. Eldesarrollo de los medios audiovisuales de masas, con la aparición de la radio, en primer lugar,y de la televisión, posteriormente, produjo una importante reducción en la demanda deinformación escrita.Será durante los años 70 cuando tenga lugar una crisis que producirá el origen de laactual Sociedad de la Información. El desarrollo de nuevas tecnologías afectó de forma decisivaa todos los medios de comunicación. Cada vez cobra un mayor protagonismo el mercadoaudiovisual, de tal forma que los periodistas toman consciencia de la necesidad de incorporara la prensa escrita la fuerza del elemento icónico. Los medios comienzan a incorporar, cada vezmás, la imagen y el color, aparecen nuevos géneros visuales, como la infografía y, por contagiode la televisión, se incluyen, hasta en los periódicos más serios, contenidos más vulgares comolas secciones relacionadas con las “noticias del corazón”.La crisis del periodismo informativo en prensa está determinada por la transformaciónde las inversiones publicitarias y su reorientación hacia medios audiovisuales. La captación dela inversión publicitaria en las empresas se convirtió en el propósito central del periodismoescrito durante los años 60 y 70.La apertura del mercado audiovisual a la inversión privada contribuyó al aumento deagentes informativos, lo que obligó a las empresas periodísticas a enfrentarse al reto de lacompetitividad, a invertir en reformas que afectaban a su propia organización y, también, a sumodo de hacer periodístico.Para poder hacer frente a los nuevos retos en el cada vez más competitivo mercadomediático, eran necesarios grandes recursos financieros, difícilmente asumibles por empresaspequeñas de carácter familiar. Así pues, como señala Álvarez Marcos, “fusiones yconcentraciones de publicaciones en trusts y cadenas fueron imponiéndose como solución. Apartir de los años 80, el peso creciente del sistema informativo supranacional y lasconsecuentes privatizaciones nacionales en Europa en el ámbito audiovisual dieron a luz agigantescos conglomerados multimedia”38.38ÁLVAREZ MARCOS; J.: Tecnologías para la información Periodística. Editorial MAD, Sevilla, 1999.
  19. 19. 18A este respecto, tal y como señala Mancinas Chávez, el modelo económico capitalista,imperante en las sociedades actuales, ha propiciado el fenómeno de concentración, en pocasmanos, de la propiedad empresarial. La industria mediática, regida bajo los principioscapitalistas, no ha sido una excepción a este fenómeno siendo “el fenómeno de laconcentración mediática una de las características propias de la evolución de los medios decomunicación y las industrias culturales del siglo XX”39.De esta manera, como indica la autora, a lo largo de las últimas cuatro décadas, graciasa la privatización de los medios de comunicación, la tendencia prevaleciente ha sido la deconcentración de las empresas mediáticas. Asimismo, cabe señalar, como afirma Cortés, que“dicho movimiento de concentración se ha venido produciendo a través de diferentes formas ycon distintas características por las que se han ido incorporando más y más medios decomunicación en menos manos. Determinados grupos y conglomerados multimedia han idoganando así, a nivel mundial, espacios cada vez más amplios en el control de la información ylas comunicaciones”40.Sin duda, uno de los desarrollos de mayor importancia en el campo de la comunicaciónde masas es la creación en los años 70 y, su posterior desarrollo durante los 80 y los 90, de unnuevo medio de comunicación, Internet, el cual “se ha integrado al mundo como unaherramienta que permite el traslado de información a través de unas “autopistas” que operana nivel global”41.Así pues, como afirma John B. Thompson, el entorno mediático de finales del siglo XIXy principios del siglo XX está cambiando en la actualidad, “el crecimiento de los conglomeradosha continuado y, sus actividades depredatorias, facilitadas por la relajación de los controlesgubernamentales, ha alcanzado cuotas extremas, además, los procesos de globalización hanganado profundidad, en la medida que arrastran a lejanas partes del globo hacia máscompletas y complejas redes de interdependencia”42.39http://www.razonypalabra.org.mx/anteriores/n59/varia/rmancinas.html Fecha de consulta: 24-02-2012.40CORTÉS, J.: Concentración mediática: España y México en la encrucijada. Tesis doctoral.Departamento de Comunicación Audiovisual, Publicidad, Periodismo y Literatura. Universidad de laLaguna, Tenerife, 1996, pág.12.41http://interaccion.cedal.org.co/documentacion.htm?x=24986. Fecha de consulta:27-02-201242THOMPSON, J.B. 1998.Op.cit.pág.114.
  20. 20. 19Como demuestran estos autores, el actual modelo de la profesión periodísticainformativa se encuentra introducido en el engranaje de macro organizaciones empresarialesindustriales, con grandes intereses económicos y gran complejidad tecnológica, queestablecen rutinas de producción de la información, en base a las regulaciones típicas deltrabajo asalariado, y fórmulas de financiación, mercadeo e inversión característicos de laempresa moderna.En este contexto comunicativo-industrial, como señala Arriaga, resulta decisivo eldesarrollo y establecimiento de relaciones cada vez más dinámicas entre el sector deproducción de bienes de producción, el sector de producción de bienes de consumo, laindustria publicitaria y los medios de comunicación de masas.Actualmente, la comunicación de masas es un fenómeno de carácter global, en el cual,gracias a la irrupción de los medios electrónicos surgidos a lo largo del siglo XX, se haproducido una separación de los contextos espacial y temporal, permitiendo la transmisión decontenidos a cualquier parte del planeta de forma instantánea.Estas transformaciones han dado origen a un nuevo tipo de periodismo, el periodismoelectrónico, el cual “rompe con la comunicación lineal y unidireccional e implica una serie decambios fundamentales respecto a las rutinas del periodismo tradicional”43.El periódico electrónico, definido como producto interactivo y multimedia, ya queintegra diferentes recursos como el texto, la imagen, el vídeo y el sonido, está revolucionandolos conceptos básicos del periodismo.1.3.La realidad actual de la profesión periodísticaTras realizar un breve recorrido por el origen y el desarrollo de la disciplinaperiodística, nos disponemos a hacer un retrato, lo más fiel posible, de la realidad actual delperiodista. Para ello, se hace necesario revisar los distintos elementos y condicionantes queinfluyen en el desarrollo de su actividad profesional.43http://web.jet.es/inforpesca/concepto.htm. Fecha de consulta: 27-02-2012.
  21. 21. 20Cabe destacar, en primer lugar, que la base fundamental del periodismo informativo esla noticia, entendida como “una representación social de la realidad cotidiana producidainstitucionalmente que se manifiesta en la construcción de un mundo posible”44.Como señala Rodrigo Alsina, “la producción de la noticia es un proceso que se inicia conun acontecimiento45. Pero no hay que entender el acontecimiento como algo ajeno a laconstrucción social de la realidad por parte del sujeto, puesto que es éste el que da sentido almismo. Los acontecimientos están formados por aquellos elementos exteriores al sujeto apartir de los cuales este mismo va a reconocer, a construir, el acontecimiento”46.Por esta razón, entendiendo los acontecimientos como algo exterior a un determinadosistema pero, al mismo tiempo, construidos por el propio sistema, se hace necesario señalar laincidencia del “sistema de comunicación institucionalizada” en estos acontecimientos, puestoque “no siempre a lo largo de la historia los medios de comunicación han tenido en cuenta elmismo tipo de acontecimientos sociales47”48.Una de las principales funciones de los medios de comunicación de masas es, pues, lade dominar el acontecimiento. Hay que señalar que, en la sociedad actual, considerada pormuchos como una sociedad “acontecedora”, se ha producido una multiplicación en losacontecimientos, tanto en la cantidad como en el tipo.Sin embargo, hay que destacar el hecho de que no todo acontecimiento se convierteen noticia. Podríamos considerar a los medios de comunicación como un sistema que funcionacon unos inputs, acontecimientos (hecho social), y que produce unos outputs que transmite,las noticias, las cuales son recibidas como acontecimientos (acontecimiento periodístico) porlos receptores de información.Así pues, “la noticia es producto de la mediación de la institución comunicativa. […] Lamediación se define como la actividad que impone límites a lo que puede ser dicho y las44RODRIGO ALSINA, M.: La construcción de la noticia. Editorial Paidós Comunicación, Barcelona, 1989.pág.147.45Según este autor, el acontecimiento “es un fenómeno social determinado históricamente”.46Ibid. pág 148.47Según Sierra Bravo, “se pueden entender como acontecimientos sociales los hechos de trascendenciasocial que acaecen en un momento determinado del tiempo”.48RODRIGO ALSINA, M. 1989. Op. cit. pág.83.
  22. 22. 21maneras de decirlo, por medio de un sistema de orden”49. Es precisamente, en la construcciónsocial de la realidad donde las rutinas informativas de construcción de noticias desempeñan unpapel de vital importancia.De esta manera, podemos definir el acontecimiento periodístico como “toda variacióncomunicada del sistema por la cual los sujetos de mismo se pueden ver implicados”50. En base aesta definición, podemos destacar tres elementos esenciales del acontecimiento periodístico:la variación en el sistema (algo cambia), la comunicabilidad del hecho y la implicación de lossujetos.Podemos afirmar que son los medios de comunicación de masas los encargados deseleccionar los acontecimientos periodísticos noticiables a partir del grado de implicación queéstos les presuponen. Esta estrategia comunicativa implica en el establecimiento de untemario mediático de los asuntos más relevantes del día. Esto es precisamente lo que defiendela Teoría de la Agenda Setting o del establecimiento periodístico de temas de discusión,enunciada por McCombs y Shaw en el año 1972.En ella se estudia cómo los mediosejercen influencia en las audiencias mediantelos temas considerados de mayor relevancia,“el medio no decide por el público qué es lo queeste tiene que pensar u opinar sobre un hechoaunque sí decida cuáles son las cuestiones quevan a estar en el candelero o en la opinión pública. A este conjunto de contenidos se ledenominará: la Agenda”51.El establecimiento de esta agenda, lo que se convierte en noticia y lo que no, seproduce a través de una relación negociada, lo que Mauro Wolf denomina “umbral denoticiabilidad”5249Ibid. pág.95..50RODRIGO ALSINA, M. 1989. Op.cit. pág.99.51“La prensa no tiene mucho éxito en decir a la gente qué tiene que pensar pero sí lo tiene en decir a suslectores sobre qué tienen que pensar” (Cohen, 1963, pág13). Fuente de consulta disponible enhttp://www.obets.ua.es/obets/libros/AgendaSetting.pdf. Fecha de consulta: 26-02-201252En este sentido, Tuchman apunta que “en suma, la evaluación de la noticiabilidad es un fenómenonegociado, constituido por las actividades de una compleja burocracia diseñada para supervisar la redinformativa” citado en RODRIGO ALSINA, M. 1989. Op cit. pág. 108.
  23. 23. 22En este contexto, aparece la figura del gatekeeper53, cuya misión fundamental es laelegir las noticias que se va a publicar. Los selectores de noticias son los responsables de laselección diaria de la “agenda setting” del medio en cuestión, es decir, el conjunto de noticiassobre el que los periodistas deben trabajar, además de la elección de las informacionessusceptibles de ser publicadas, la selección de las fuentes pertinentes, los enfoques másadecuados y el espacio final que ocupará la información.Otro de los elementos fundamentales para comprender la realidad de la disciplinaperiodística son las fuentes informativas. Como señala Rodrigo Alsina, “el tema de las fuenteses una parte importante en el proceso productivo de la noticia y en el estudio de laprofesionalidad periodística. El nexo entre acontecimiento-fuente-noticia es central en laconstrucción de la realidad periodística”54.Para Gerbert Gans, fuente de información es la “persona o grupo de personas que elperiodista observa o entrevista y que le proporcionan las informaciones de base o los apuntespara una noticia”55.Como señala Rodrigo Alsina56, el establecimiento de un acontecimiento públicodepende principalmente de tres factores: los promotores de noticias (las fuentes,) losrecolectores de noticias (los periodistas) y los consumidores de noticias (la audiencia).Así pues, según Moloch y Lester57, se produce una lucha para la promoción de losacontecimientos a través de la diferente accesibilidad a los media por los distintos actoressociales, estableciéndose una jerarquía de las distintas fuentes de noticias.A este respecto, como señala Van Dijck “es predecible que el acceso diferencial de lasélites de la mayoría y de las minorías a los medios desemboque en un acceso igualmentediferencial a la estructuras de las informaciones de actualidad. La selección de las cuestiones ylos temas de las noticias y la prominencia que se les da responden, pues, al enfoque53Concepto elaborado por Kurt Lewin en un estudio de 1947 sobre las dinámicas interactivas en losgrupos sociales.54RODRIGO ALSINA, M. 1989. Op. Cit. pág.11355Fuente de consulta: http://apuntesmc3.blogspot.com/2006/03/fuentes-informativas.html. Fecha deconsulta: 27-02-2012.56RODRIGO ALSINA, M. 1989. Op. cit. pág.114.57MOLOTCH, H. y LESTER, M.: Accidental News: the great oil spill as local occurrence and national event.American Journal of Sociology, vol.81. 1975. Citado en RODRIGO ALSINA, M. 1989. Op. cit. 115.
  24. 24. 23estereotipado y negativo preferido por las élite políticas, corporativas, sociales oacadémicas”58.De esta manera, se hace necesario señalar que el papel de las fuentes, comoinstitucionalizadoras de las informaciones, es fundamental en la construcción de los discursosinformativos. La fuente es la encargada de otorgar credibilidad a la información publicada porel periodista. Asimismo, cabe destacar que cuanta mayor sea la proximidad o pertenencia de lafuente a los organismos socialmente más poderosos, mayor credibilidad se le supondrá.En gran número de ocasiones, los periodistas, en contra de lo que dicta su códigodeontológico respecto a la contrastación de informaciones, suponen la informacióntransmitida por la fuente institucionalizada como verdadera y la transmiten sin prácticamentemodificaciones.Según un estudio realizado por RODRIGO M. (1996), la fuente más citada por losmedios de comunicación es “Otros mass media”, de lo que podemos extraer que “se da unaauto legitimación del sistema informativo como fuente del discurso periodístico, lo que provocauna cierta homogeneidad en los acontecimientos publicados, produciéndose un efecto deadición o de eco que afianza el tipo de realidad descrita por el sistema informativo”59.Asimismo, este estudio pone de manifiesto que otra de las fuentes más citadas son laspolítico-institucionales, las cuales aparecen de manera predominante, a través de sus propioscomunicados debido a que poseen un acceso directo a los medios.Hay que señalar el hecho de que, como señala Rodrigo M (1984), “al comparar lainformación de distintos medios aparecen, salvo matices, las mismas fuentes, se utiliza unaterminología semejante, etc. La discrecionalidad en la producción discursiva periodística esreducida”60.58VAN DIJCK, T.A.: Discurso y poder. Editorial Gedisa. Barcelona, 2009, pág.13559RODRIGO ALSINA, M. 1989. Op cit. pág. 120.60RODRIGO ALSINA, M. La ilusión referencial en el discurso periodístico informativo, Actas del I Simposiode la AES, Toledo, 1984.
  25. 25. 24Otro de los elementos con una importancia fundamental para aproximarnos a larealidad actual de la profesión periodística y, que contribuye decisivamente al establecimientodel trabajo periodístico son las denominadas rutinas informativas.El trabajo periodístico informativo es una tarea organizada y estructurada que serealiza en un tipo de institución con su propia normativa productiva. Como señalan Golding yElliot en su conocida obra “Making the news”61, existen cuatro momentos esenciales en larutina de producción de noticias:1. Planificación: A corto plazo, se fija la agenda diaria y, a largo plazo, se finan losacontecimientos previsibles y se asignan recursos.2. Recopilación: Reporteros y corresponsales recogen material para elaborar las noticias ylo llevan a la redacción.3. Selección: Toda la documentación recopilada se criba para la transmisión final.4. Producción: La información seleccionada se ordena y se redacta.Sin embargo, hay que señalar, como ya hemos mencionado anteriormente, que laproducción informativa de los medios de comunicación no está influido exclusivamente pormecanismos de carácter interno, también se producen relaciones de carácter externo conotros agentes como las fuentes o el público. Como señala Rodrigo Alsina, “la valoración yproducción de la noticias se hace en base a tres factores: la audiencia, la accesibilidad y laconveniencia.El periodista deberá tener en cuenta que su información consiga atraer la atención dela audiencia. No solo es necesario que el tema sea considerado importante para el periodista,sino que debe entrar en sintonía con lo que el público puede llegar a considerar, asimismo,importante.LA ORGANIZACIÓN INFORMATIVALas empresas mediáticas o periodísticas son organizaciones o instituciones de carácterdinámico sobre las que inciden diversos factores que, de forma inevitable, afectan en la61GOLDING, P. y ELLIOT, P.: Making the news. Editorial Longman, Londres, 1979. Citado en RODRIGOALSINA, M. 1989.
  26. 26. 25producción de sus discursos. “Por un lado están las fuerzas constitutivas del mercado, de lasinnovaciones tecnológicas, de las constantes organizativas que son factores de unificación delas reglas básicas del funcionamiento en el interior del sistema, por otro lado están las fuerzasde los sistemas políticos de las tradiciones culturales étnicas y nacionales, de la historia y de laespecificidad de cada medio”62.Según Bechelloni, actualmente, existen tres grandes grupos de lógica productiva de lasorganizaciones que trabajan en el mercado informativo. En primer lugar, la lógica de la culturade masas (media logic), caracterizada por su mayor orientación hacia el mercado y laaudiencia, la lógica del periodismo de actualidad (newsmaking), articulado a través de géneroscomo las noticias o temas de actualidad y, en tercer lugar, la lógica del servicio, inspirada enideas pedagógicas.Asimismo, hay que señalar que la empresa periodística de los países occidentales, sehalla inmersa en un contexto productivo de naturaleza capitalista. Como señala Tunstall (1980,pág.88), “desde nuestro punto de vista, la organización periodística, persigue al mismo tiempotres tipos de objetivos: incrementar la audiencia (lectores, espectadores), incrementar lapublicidad y otros objetivos no relacionados con el beneficio como la mayor influencia política,objetivos culturales y educativos, aumento del prestigio del propio medio…”63.Así pues, podemos afirmar que al igual que sucede en cualquier otra organización, losobjetivos de la empresa periodística condicionan las actitudes de sus miembros e inciden, deforma inevitable, en la construcción de sus discursos. Partiendo de esta afirmación, convieneanalizar, pues, el concepto de profesionalidad periodística, el cual ha sido explicado mediantedistintos modelos a lo largo de la historia de la disciplina.LA PROFESIONALIDAD PERIODÍSTICAComo señala Rodrigo Alsina, en el primer cuarto del siglo XX, durante los primerosaños de la Mass Communication Research el modelo de profesionalidad dominante era eldenominado “Gatekeeper”.62BECHELONI G. Il potere nelle organizzazionni dei media. Problemi dell´ informazione, nº 3. 1986. citadoen RODRIGO ALSINA, M. 1989. Op. cit. pág. 14263TURNSTALL, J. “I giornalisti specisalizzati e gli scopi della organizzacioni giornalistiche” en Ilgiornalismo come proffesione. Editorial P. Baldi, Saggiatore, Milán, 1988, pág.88 citado en RODRIGOAlSINA, M. 1989. Op.cit. pág. 142.
  27. 27. 26Como hemos mencionado anteriormente, los gatekeepers adquieren una especialimportancia en relación a la capacidad de iniciar y de establecer la agenda temática. Al realizarla selección de los temas y, al establecer el grado de relevancia de los mismos, determinan,también, cuál es el período de permanencia de un tema en los medios y destacan cuáles sonlos conflictos de mayor presencia pública.Sin embargo, en este modelo, según White, “la comunicación de noticias es, enrealidad, subjetiva y depende de las propias experiencias, actitudes y expectativas delgatekeeper”64.Frente a este modelo, surgiría en la década de los sesenta, el modelo deprofesionalidad periodística denominado “Advocate”, a raíz de la crítica que se realiza al mitode la objetividad periodística. En este modelo, se ponen de manifiesto las barreras creadas porel sistema para impedir que determinados grupos satisfagan sus intereses. Se politiza laactividad profesional del periodista, el periodista debe tomar partido ante la realidad social,debe comprometerse, “el periodista debe participar en el proceso de defensa, debe serabogado de aquellos que no tienen portavoces potentes, y debe poner de relieve lasconsecuencias del actual desequilibrio de poder”65.Al mismo tiempo, también en la órbita anglosajona, empezó a situarse el rol periodistadentro de lo que sería el proceso de construcción de la noticia, lo que recibiría el nombre de“newsmaking”.En esta perspectiva aparecen dos clases claramente diferenciadas de estudios. Por unlado, aquellos estudios centrados en las organizaciones formales y el comportamiento de laestructura administrativa, los cuales ponen más o menos énfasis en la introducción de lasnuevas tecnologías en el proceso de producción de la noticia y, por otro lado, aquellos en losque el periodista es tratado como el constructor de la noticia, enmarcando dicha actividad enla “construcción social de la realidad”66.64WHITE, D. M.: The Gate-Keeper le sélectioneur: étude sur le sélection des nouvelles. En Sociologia del´information, Ed. Larousse, Paris, 1973, citado en RODRIGO ALSINA, M. 1989. Op. cit. pág.151.65JANOWITZ, M. “Modelli professionali del giornalismo” en Il Giornalismo come professione. Editorial P.Baldi, Il Saggiatore, Milán, 1980 pág. 33, citado en RODRIGO ALSINA .M. 1989. Op. cit. pag. 153.66BERGER, P.L. y LUCKMANN, T.: La construcción de la realidad social. Editorial Amorrotu, Buenos Aires,1986.
  28. 28. 27A mediados y finales de los años 70, comienzan a estudiarse los mensajes transmitidospor los periodistas como “el resultado de una serie de mediaciones internas de laorganización”.Asimismo, como hemos señalado anteriormente, cabe señalar que los medios decomunicación constituyen una industria, un negocio empresarial, necesitado de capital, y que,responde al orden social característico de las sociedades contemporáneas, el capitalismo.Así pues, hay que tener en cuenta que “los constructores de la realidad, los periodistas,forman parte de un ente organizacional cuyos fines se asientan en el cerebro ideológico de lasempresas mediáticas, empresas privadas que, aunque dedicadas a la información, son porencima de todo empresas y, su primer objetivo, será siempre la rentabilidad, que depende delas condiciones de compra del espectador”67.LA OBJETIVIDADDe esta manera, cobra especial relevancia el análisis de un concepto íntimamenterelacionado con el periodismo: la objetividad. Este concepto, pese al gran número de críticasrecibidas, sigue siendo uno de los elementos fundamentales para entender la ideología quesostiene el modelo liberal de prensa. Sin embargo, este concepto no ha permanecidoinalterable con el paso de los años.Como explica Rodrigo Alsina, “el reportaje objetivo se convirtió en el fetiche delperiodismo americano en el periodo de la rápida industrialización. Pero en los años sesenta yase empezó a criticar el concepto de objetividad basándose fundamentalmente en lamanipulación de la información y en los condicionamientos diversos que la misma sufría. Estetipo de crítica ha durado hasta nuestros días”68.Lo cierto es, aunque se intente, por todos los medios, ser minuciosamente objetivo, laredacción de cualquier discurso informativo, implica la elección de unas palabras determinadasy de un punto de vista específico, lo que conlleva, inevitablemente, a la utilización de un punto67ZALDIVAR, G. : ¿En dónde vives? Ética, realidad y medios. Revista electrónica “Razón y Palabra” nº45, disponible en www.razonypalabra.org.mx/anteriores/n45/gzaldiva.html. Fecha de consulta: 29-02-2012.68RODRIGO ALSINA, M. 1989. Op. cit. pág. 165.
  29. 29. 28de vista subjetivo. Por este motivo, la objetividad se convierte en un ideal utópico difícil dealcanzar.Como señala Pascual Serrano, “el ejemplo más claro de que, en términos absolutos, noexiste la neutralidad informativa se evidencia desde el momento en el que se elige lo que esnoticia”69. A este mismo respecto, según Raquel San Martín, “la propia organización yfuncionamiento del campo mediático y la creciente complejidad de los fenómenos de los quedebe dar cuenta el periodismo desmienten hoy la posibilidad de la objetividad”70.La deontología del periodismo considera el respeto a la verdad como el primerprincipio ético que ha de guiar el comportamiento de todo profesional de la información. Sinembargo, la realidad nos muestra que la práctica cotidiana del periodismo se aleja en muchoscasos de este principio moral.Así pues, el periodista, como individuo, recibe presiones de diversos tipos como, porejemplo, las del empresario o director sobre las líneas editoriales de la información o losintereses políticos o económicos a los que se debe su medio, lo cuales promuevencomportamientos de escasa calidad moral… La verdad no es en muchos casos objetivofundamental de la información periodística.69SERRANO, PASCUAL.: Desinformación. Cómo los medios ocultan el mundo. Editorial Península,Barcelona, 2009, pág. 89.70SAN MARTÍN, RAQUEL. Contra la objetividad. El mito de la objetividad periodística y las alternativaspara repensarlo. Publicado por Universidad Católica Argentina. Disponible en:www.perspectivasdelacomunicacion.cl/revista_1.../parte2_07.pdf
  30. 30. 292. LA NOTICIA COMO GÉNERO DISCURSIVO. EL DISCURSO PERIODÍSTICO.Nadie puede negar que, de la amplia taxonomía de textos impresos existentes en laactualidad, los producidos por los medios de comunicación de masas son los que poseen unmayor porcentaje de penetración entre la población, es decir, el discurso mediático y,concretamente, el periodístico, constituye un tipo de discurso de gran influencia sobre laamplitud de receptores que forman su audiencia.Por este motivo, resulta especialmente pertinente para este trabajo de investigación,analizar las distintas corrientes de estudio que han centrado su interés en el análisis de laproducción del discurso periodístico de sucesos de actualidad, las noticias, para intentarestablecer una metodología de análisis de cara a la realización de la tercera parte de esteproyecto.Desde principios del siglo XX, los medios de comunicación han sido objeto de estudiode diversas disciplinas como la sociología, la filosofía o la psicología. Un gran número deestudiosos han realizado teorías y modelos en el campo de la comunicación social, tratandoaspectos como la naturaleza de los mass media, sus características, influencias y efectos sobrela sociedad.Sin embargo, debido diversidad de estudios y a la gran variedad de los aspectosestudiados, y puesto que es necesario establecer un marco concreto para el desarrollo deinvestigación, he decidido céntrame únicamente en la revisión de aquellas disciplinas o teoríasinteresadas en el mensaje periodístico y en los procesos de construcción del discursomediático. Si se desea ampliar información sobre otras corrientes de estudio de los medios decomunicación de masas, se recomienda la lectura de mi proyecto de investigación titulado“Sumisión. El Poder de los Media”71Así pues, en esta segunda parte del proyecto realizaré un recorrido por los estudioscentrados en los procesos productivos de la información, entre los cuales destacan los estudiossobre el Gatekeeper de los años 50 y, posteriormente, en los años 70, su evolución hacia elmodelo denominado Newsmaking. Asimismo, analizaré aquellas corrientes de estudiocentradas en el sentido, como la semiótica estructuralista, y los centrados en el análisislingüístico, dónde, indiscutiblemente, tiene un gran protagonismo el denominado AnálisisCrítico del Discurso (ACD)..71LÓPEZ ALIAGA, G.: Sumisión. El Poder de los Media. Universidad Politécnica de Valencia, 2011.
  31. 31. 302.1 Primeros estudios sobre la producción del discurso periodístico.El estudio de los procesos productivos de la información periodística, lo que sucededesde el suceso o acontecimiento hasta la difusión de la noticia, comprende dos etapas,cronológicamente diferenciadas de investigaciones. La primera, denominada gatekeeper, quecomprende la gran cantidad de trabajos realizados desde mitad del siglo XX, centradosexclusivamente en la selección de la información y, la actual, que abarca el proceso productivocompleto, denominada newsmaking.Sería, a comienzos de la década de los 50, cuando el sociólogo y comunicólogo DavidM. White, decidiría aplicar al estudio de la práctica productiva periodística el concepto deGatekeeping72Aunque había estado trabajando en los procesos de selección de noticias (1943-1947),no sería hasta finales de los años 40, una vez que Lewin hubiese planteado la idea de la funciónselectiva en el consumo familiar de alimentos, cuando White aplica su teoría del “gatekeeper”al campo de los medios de comunicación., acuñado por el psicólogo Kurt Lewin a finales de la década anterior.Este concepto investiga “la manera irregular en que las informaciones circulan y seencuentran sometidas a instancias que las demoran o traban en algún punto de la cadenacomunicacional, y la fluidez con que circulan luego aquellas que consiguen pasar la barrera.Estos lugares de demora o nudos que actúan como barrera y filtro en la circulación deinformación serían los denominados gatekeepers o porteros”73Aplicado a la disciplina periodística, White utiliza el concepto para “determinar lospuntos que funcionan como porterías, que determinan si la información pasa o esdescartada”.74Según esta teoría, la selección se basa en criterios perceptivos acerca de la veracidad einterés de la información, la necesidad de acotar el volumen de información entrante alespacio del periódico y la elección o jerarquización hecha entre noticias sobre un mismo temao aspectos de la actualidad. En cualquier caso, trató de comprobar en qué medida los.72El concepto de gatekeeper (seleccionador) fue acuñado por Kurt Lewin en un estudio del año 1947, encual se estudiaron las dinámicas interactivas en los grupos sociales.73Fuente de consulta:http://ngonzalez.blog.unq.edu.ar/sites/ngonzalez.blog.unq.edu.ar/uploads/c9ff7d3e-6667-9fe0.htm.Fecha de consulta: 25-04-2012.74WOLF, MAURO. 1991, pág. 205.
  32. 32. 31elementos subjetivos formativos y ambientales aparecen en la labor de quien define la agendadel medio.Basado en los principios de la sociología funcionalista, los trabajos enmarcados en estaprimera etapa de investigación se propusieron analizar la producción en los medios según lasformas de control que reciben y las funciones de control social que ejercen.Sin embargo, este modelo de investigación centrado en la tarea del gatekeeper resultaincompleto y teóricamente esquemático, debido a su localización en las funciones, aunqueaportó una perspectiva de análisis, hasta entonces relegada, al gran número de estudios sobrelos medios de comunicación, la de los productores de información, instalando el concepto deselección, importante para determinar el sentido de los procesos productivos de la noticia.Las críticas más importantes que este modelo de investigación recibió fueron lasrelativas a la exclusión del resto de las fases del proceso de construcción de la noticia, lascuales permitirían entender los desvíos de la información publicada y la relación de la noticiacon la sociedad.Como señala Mauro Wolf, uno de los conceptos básicos para comprender como losmedios de comunicación seleccionan la información es el criterio de noticiabilidad, el cualdefine como “el conjunto de elementos a través de los cuales el aparato informativo controlasy gestiona la cantidad y el tipo de acontecimientos de los cuales seleccionar las noticias enfunción de determinados valores que varían históricamente y culturalmente”75Sería Carl Warren, en su obra “Géneros Periodísticos Informativos”.76Asimismo, serían otros autores, Galtung y Ruge, el queestablecería un famoso decálogo con aquellas características fundamentales para que unacontecimiento se convierta en noticia: actualidad, proximidad, consecuencias, relevanciapersonal, suspense, rareza, conflicto, sexo, emoción o progreso. Los acontecimientos quemayor número de estas características posean tendrán más posibilidades de ser convertidosen noticia por parte del periodista.7775Fuente de consulta:, quienes elaborarían un catálogoformado por 12 características: Frecuencia, intensidad, ambigüedad, significatividad,http://comunicacionculturayeducacion.blogspot.com.es/ Fecha de consulta: 25-04-2012.76WARREN, CARL.: Géneros Periodísticos Informativos. Editorial ATE, Barcelona, 1975.77GALTUNG, J. y RUGE, M.: The estructure of foreign news: The presentation of the Congo, Cuba andCyprus Crises in four foreign newspapers. Journal of International Peace Research, Vol. 1, pág. 64-90.
  33. 33. 32consonancia, rareza, continuidad, composición, referencia a una nación élite, referencia apersonas pertenecientes a la élite, referencia a personas y referencia a algo negativo.Todas estas características determinan, en mayor o menor medida, la importancia deun hecho y le conceden el valor necesario para convertirse en noticia.Posteriormente, numerosos investigadores han profundizado en los distintos interesesque describen la selección más allá de un problema subjetivo del profesional como individuoresponsable, por lo que el gatekeeping comienza a cobrar un carácter corporativo oinstitucional.2.2 La Construcción de la noticia. El “Newsmaking”.Sería en la década de los setenta, en EEUU, donde comenzaría a producirse unatendencia en las investigaciones que tendría como principal finalidad identificar los factoresque intervenían en el proceso de producción de mensajes mediáticos, especialmente, los de laproducción de noticias.Esta línea de investigaciones, centrada en la producción de los mensajes, recibiría elnombre de “Newsmaking” o “Construcción de la noticia” y, supuso el análisis de los massmedia como “organizaciones complejas, con una lógica de producción, en cierta formaindustrial”78El “Newsmaking” surge como resultado de la realización de una serie de trabajos deinvestigación etnográfica, basados en la observación participante, con la finalidad de describir,interpretar y sistematizar la tarea periodística desde el interior de los propios medios decomunicación..Autores como Dennis McQuail y Paul M. Hirsch, sostienen que este tipo de análisispuede aplicarse, de igual forma, a diferentes productos culturales elaborados por los mediosde comunicación como el cine, los libros o la música, sin embargo, la mayoría de los trabajosexistentes se han centrado en la información periodística.Fuente de consulta: http://www.ucm.es/info/especulo/numero41/valonoti.html . Fecha de consulta:14-03-2012.78Industrial en el sentido de que la información es considerada como una materia prima que necesita deuna transformación, mediante un proceso de producción, hasta convertirse en noticia.
  34. 34. 33Por esta razón, cuando estos estudios se centran exclusivamente en la producción denoticias o de información periodística, pasan a denominarse “Sociología del Periodismo” o“Sociología de la producción de noticias”.Como señala Dennis McQuail, “la investigación sobre los medios como organizacionesy sobre los procesos de producción en ellos continúan ampliándose y modificándose a medidaque se producen cambios en la estructura de la industria mediática, tales como el proceso deglobalización informativo, la fragmentación de las organizaciones o la incidencia de las nuevastecnologías”79Cabe señalar que, al contrario de lo sucedido en el estudio de otros aspectos de losmedios de comunicación, donde, debido al enfrentamiento entre posturas distintas, no se hapodido avanzar, los estudios de la “Sociología de la producción de noticias” se han realizado“de forma lineal y progresiva hacia conocimientos cada vez más articulados”.80Sin embargo, los problemas a los que se han enfrentado estos trabajos, como explicael propio Wolf, son, por una parte, la naturaleza administrativa de la Mass CommunicationResearch, la cual ha atenuado durante tiempo el interés por su objeto de estudio y, por otra, elinflujo del modelo informacional de la comunicación, el cual invitaba, básicamente, a analizarlos efectos de los medios de comunicación sobre las audiencias..En su revisión sobre los trabajos de sociología de la producción de noticias, Schudson(1989) distingue tres enfoques desde los que se ha explicar este fenómeno: el enfoque de laeconomía política, el de la organización social del trabajo informativo y el enfoqueculturológico81El primero de ellos, el enfoque de la economía política, relaciona el resultado delproceso informativo con la estructura económica de la organización informativa. SegúnHernández, “el enfoque de la economía política se centra en los aspectos estructurales, másque en los detalles, lo que constituye a la vez su ventaja y su debilidad”.8279HERNÁNDEZ RAMÍREZ, M. E. Sociología del Periodismo, Análisis sociológico de la producción denoticias, vol.1, Universidad de Guadalajara, pág. 1997, 230..80WOLF, M. La investigación de la comunicación de masas. Crítica y perspectivas, Editorial Paidós,Barcelona. 1990, pág 202.81SCHUDSON, M: The Sociology of News Production, en Media, Cultura and Society, vol.11, pag. 263-282. Editorial Sage, Londres, citado en HERNÁNDEZ RAMIREZ, M.E Sociología del Periodismo, Análisissociológico de la producción de noticias, vol.1, Universidad de Guadalajara.82HERNÁNDEZ RAMÍREZ, M. E. 1997. Op.cit. pág. 219.
  35. 35. 34Actualmente, los principales temas de investigación de los que se ocupa la TeoríaPolítico económica de los medios, según McQuail, son “la concentración de las industriasmediáticas, la globalización, la mercantilización de los contenidos y las audiencias o lareconceptualización del interés público”83Por su parte, el enfoque de la organización social del trabajo periodístico, el cualpredomina en los estudios sobre la producción informativa, intenta entender la influencia delas rutinas organizacionales y ocupacionales de este tipo de empresas, centrándose en lasupuesta autonomía que deberían tener los periodistas como profesionales y en su poder dedecisión en la estructura laboral..En tercer lugar, encontramos el denominado enfoque culturológico o antropológico,en el cual predomina la idea de que “la mayor restricción en la producción noticiosa son lossistemas simbólicos culturales en que ocurre dicha producción”84Schudson incluye dentro de este enfoque los análisis semióticos del periodismo, loscuales pasamos a describir a continuación..2.3 El estructuralismo y la semiótica de la comunicación de masas.En el último tercio del siglo XX, el estudio de la lengua comienza a despertar el interésde un gran número de investigadores. La lingüística experimenta un periodo de granexpansión, aumentado su influencia en otras disciplinas como la antropología, la sociología o lafilosofía.Este interés por la lengua tiene su origen en el primer cuarto del siglo XX, gracias allingüista suizo Ferdinand de Saussure y a su obra “Curso de lingüística general”. Influenciadospor este trabajo, varios teóricos franceses desarrollarían una corriente de estudios querecibiría el nombre de “estructuralismo” cuya principal premisa es que “las sociedades, o las83McQUAIL, D.: Introducción a la Teoría de la Comunicación de Masas. Editorial Paidós Comunicación,Barcelona, 1999, pág.143.84HERNÁNDEZ RAMÍREZ, M. E. 1997. Op.cit. pág. 220.
  36. 36. 35prácticas sociales y culturales, pueden ser analizadas en la misma línea que la lengua: como unsistema de significados o un código”85Para lo estructuralistas, “los sistemas se entienden como estructuras donde cadaelemento no vale tanto por lo que es en sí, sino por la posición que ocupa con relación a lo queestá a su alrededor”.86La idea de Saussure a comienzos del siglo XX fue la de crear una nueva ciencia, laciencia de los signos, denominada semiología o semiótica, que se encargara de analizar todasestas estructuras y descubrir cuáles son las leyes que las gobiernan..Así pues, podemos definir la semiótica de la comunicación de masas como aquelladisciplina que se ocupa del análisis de los diferentes sistemas de signos y modelos discursivosque constituyen los mensajes de la comunicación de masas.Para este autor, la lengua es una “institución social, un sistema organizado de signos através del cual se produce un sentido y se expresan ideas, y de cuyo estudio se ha de ocupar lalingüística”87. Sin embargo, y aunque la semiótica herede de la lingüística multitud de términosy analogías88Uno de los conceptos básicos en el estudio de los signos, aportado por Saussure, queresultaría fundamental para el estructuralismo, es la distinción entre significante y significado.En palabras de Saussure, “el signo lingüístico no está compuesto de una cosa y de un nombre,sino de un concepto y de una imagen acústica”utilizadas para analizar los medios, lo cierto es, que ésta constituye tan sólo unaparte de esta nueva ciencia, puesto que la semiótica no debe dedicarse exclusivamente a lossignos de carácter verbal.89Según Saussure, la imagen acústica se asocia al significante, la sucesión inmutable defonemas o letras que lo constituyen y, el concepto hace referencia al significado, la imagenmental que el significante evoca en nuestra mente. Esta imagen mental puede ser compartida,puesto que la lengua es una institución social intersubjetiva, aunque también puede variar.85MARTÍN LLAGUNO, M. LÓPEZ ESCOBAR, E y MARTÍN ALGARRA, M.: Introducción al estudio de lacomunicación colectiva. Editorial Imencop, Alicante, 2005, pag.139.86Íbid. pág.139.87MARTÍN LLAGUNO, M. LÓPEZ ESCOBAR, E y MARTÍN ALGARRA, M. 2005, pág. 139.88Es común la utilización por los semióticos del término “textos “para definir no solo a los escritos, sinoa otro tipo de productos tales como programas de televisión, películas de cine, etc.89Ferdinand de Saussure fue un lingüista suizo cuyas ideas sirvieron para el inicio y posterior desarrollode la lingüística moderan del siglo XX.
  37. 37. 36puesto que “el lenguaje es un sistema de signos que significan algo por convencionesculturales”90.Diagrama explicativo de la teoría de Saussure. Fuente:Precisamente éste es uno de los argumentos fundamentales defendidos por lasemiótica, la arbitrariedad del signo, es decir, “emitir o recibir un mensaje es un proceso activode codificación y de decodificación que está condicionado social y culturalmente”91Esta es una de las cuestiones fundamentales que tratarán los semióticos, establecer dequé manera los valores de una cultura son incorporados al sistema de signos, puesto que “elsistema de signos que utilizamos no es ni dado, ni natural, sino que es fruto de desarrollo de lacultura y, por tanto, tiene significados culturales. Estos significados culturales son los queconfiguran nuestra conciencia individual y los que poco a poco, nos van conformando comoseres sociales”.92Otro de los autores fundamentales para contextualizar esta disciplina es, sin duda,Roman Jakobson, quien en 1929 propuso su modelo de comunicación, el cual se interesaespecialmente por las cuestiones relacionadas con el significado y la estructuración interna delos mensajes..El modelo de la comunicación de Jakobson, parecido al paradigmático modelo deLasswell, sostiene como novedad que, cada uno de los elementos de la comunicacióndetermina una función diferente del lenguaje: emotiva, conativa, referencial, de contacto,metalingüística y poética.90MARTÍN LLAGUNO, M. LÓPEZ ESCOBAR, E y MARTÍN ALGARRA, M. 2005, pág. 140.91Íbid. pág.14092MARTÍN LLAGUNO, M. LÓPEZ ESCOBAR, E y MARTÍN ALGARRA, M. 2005, pág.141.
  38. 38. 37Relación entre los elementos de la comunicación y las funciones del lenguaje. Fuente:http://www.infoamerica.org/teoria/jacobson1.htmHay que señalar que el estructuralismo, como enfoque de investigación, no secentraría exclusivamente en la lingüística y la antropología, tuvo una gran influencia,principalmente en países como Italia o Francia, sobre la sociología, la filosofía y la semiótica dela comunicación de masas de carácter crítico.Otro de los autores fundamentales para entender la disciplina semiótica, la cualconstituye una de las corrientes de estudios en investigación colectiva, que más fuerza va acobrar durante la segunda mitad del siglo XX, es Roland Barthes.Una de las aportaciones más importantes de este autor es la que hace referencia a losdiferentes órdenes de significación. Según Barthes, el primer orden de significación es el de ladenotación, “la relación entre un signo y su referente, es decir, aquello a lo que se refiere”93Según este autor, “la connotación se plantea como una relación entre el signo y losdemás signos y valores de una cultura.”. Enel segundo orden de significación existen un gran número de connotaciones, las cuales serefieren al significado asociado al objeto que denota el signo.9493Fuente de consulta:.http://enfoquesiglo21.zoomblog.com/archivo/2006/07/17/connotacion-Y-Denotacion-Semiologia.htmlFecha de consulta:15-03-201294Fuente de consulta: http://enfoquesiglo21.zoomblog.com/archivo/2006/07/17/connotacion-Y-Denotacion-Semiologia.html Fecha de consulta:15-03-2012
  39. 39. 38Así pues los mensajes pueden tener dos niveles de significación: el nivel denotativo y elnivel connotativo. “El plano denotativo es el valor informativo o referencial de un término opalabra (significado literal) y el plano connotativo tiene que ver con el uso figurado dellenguaje”95De esta manera, la denotación de un signo es la que expresa directa y objetivamenteaquello de lo que se está hablando, prestándose a un única interpretación, mientras que laconnotación puede expresar más de un significado puesto que depende de la cultura en la quevivmos y del entorno en el que opera nuestro sistema de signos..Este segundo orden de significación, llamado connotación, es a lo que Barthesdenomina mito96, “el conjunto de estructuras organizativas en una cultura que organizan lossignificados que otorgamos a los signos”97Según Barthes, los medios de comunicación de masas y sus mensajes son losprincipales responsables de la creación de los mitos modernos, a través del uso del lenguajecorriente pero con fuertes cargas ideológicas..Para el autor, la verdadera función de estos mitos es la de “legitimación de la ideologíaburguesa, presentarnos una realidad que sirve a los intereses de la burguesía, de tal maneraque los valores incorporados a esa realidad aparecen como naturales, sacados del sentidocomún”98Asimismo, a este respecto Pérez Tornero señala que los discursos de la “Cultura demasas”, entre los que se encuentran el mensaje periodístico, funcionan como una “mitologíade la realidad”, es decir, “como un proceso de connotación a través del cual unos signosdeterminados adquieren un nuevo significado que los sitúa en un terreno intemporal yuniversal”.9995Fuente de consulta:.http://enfoquesiglo21.zoomblog.com/archivo/2006/07/17/connotacion-Y-Denotacion-Semiologia.html Fecha de consulta:15-03-201296BARTHES, R.: Mitologías. Editorial Siglo XXI, México, 1988.97MARTÍN LLAGUNO, M. LÓPEZ ESCOBAR, E y MARTÍN ALGARRA, M. 2005, pág.147.98MARTÍN LLAGUNO, M. LÓPEZ ESCOBAR, E y MARTÍN ALGARRA, M. 2005, pág.14799PÉREZ TORNERO, J.M.: Por una sociosemiótica de los discursos de la comunicación de masas.Análisis nº4, 1981. Pág. 23.
  40. 40. 39Así pues, la tarea fundamental de la semiótica es, para Moragas, la de “desvelar,mediante el análisis de contenido, la estructura de los significados y valores implicados en losmensajes massmediáticos”100Actualmente, una parte de la disciplina semiótica se centra en el estudio del significadode los textos, tal y como hace el análisis de contenido, pero se diferencia de éste, en que suunidad última de análisis es el signo. La combinación de estas técnicas dará como resultadodisciplinas como el Análisis Crítico del Discurso, “donde se adoptan conjuntamente marcosteóricos interpretacionales con metodología de análisis de contenido o análisis semiótico dediscursos, cuando el analista decide combinar el marco constructivo semiótico y lasinterpretaciones interesctructurales del discurso”.101.2.4 El Análisis Crítico del Discurso (ACD)El Análisis del Discurso es un campo de estudio relativamente nuevo, de carácterinterdisciplinario, surgido a partir de otras disciplinas de las humanidades y las ciencias socialestales como la lingüística, los estudios literarios, la antropología, la semiótica, la sociología y lacomunicación oral.Según Teun A. Van Dijk, se trata de “un tipo de investigación analítica sobre el discursoque estudia primariamente el modo en que el abuso del poder social, el dominio y ladesigualdad, son practicados, reproducidos y, ocasionalmente, combatidos, por los textos y elhabla en el contexto social y político”102Sería en los años 70 cuando, en varias disciplinas como la sociología, la psicología o laantropología, comenzaron a surgir movimientos interesados en estudiar los modos en los quese reproducía el poder y el abuso de poder en la sociedad. Diversos analistas de las cienciassociales empezaron a interesarse, específicamente, por la participación del discurso en elproceso de reproducción y abuso de poder, puesto que, como estos estudios han demostrado“los textos, las conversaciones y, sobretodo, las formas de discurso público, controladas por las.100Íbid. pág. 24.101ANDRÉU ABELA, J.: Las técnica de análisis de contenido: Una revisión actualizada, Centro de EstudiosAndaluces. pág.10.102VAN DIJK, T. A. Discurso y Poder. Editorial Gedisa, Barcelona, 1999. Pág. 149.
  41. 41. 40élites simbólicas (políticos, periodistas, científicos, escritores…) construyen, perpetúan ylegitiman muchas formas de desigualdad social”103Algunos de los principios en los que se fundamenta esta investigación tienen su origenen la Teoría Crítica de la Escuela de Frankfurt, sin embargo, su orientación característicacentrada en el lenguaje y en el discurso nació con la llamada “lingüística crítica” surgida afinales de los años 70..Hay que destacar el hecho de que el desarrollo del moderno Análisis del Discurso tuvolugar simultáneamente, en varias de las disciplinas anteriormente citadas, durante finales delos años 60 y principios de los 70. Aunque al principio el desarrollo de estos estudios fue más omenos autónomo, durante la década de los 70 se produciría un aumento de las influenciasentre estas disciplinas y un proceso de integración que daría como resultado la creación deuna nueva disciplina del texto y de los estudios del discurso, de carácter más o menosindependiente.Originariamente, el análisis del discurso puede ubicarse en la retórica. Esta disciplinade carácter transversal, centrada en el estudio y sistematización de los mecanismos y técnicasde utilización del lenguaje al servicio de una finalidad persuasiva, nace históricamente en laGrecia Clásica. En ella, diferentes autores como Demóstenes, Heródoto o Aristóteles,clasificaron las diferentes estructuras del discurso y señalaron su efectividad en los procesosde persuasión en contextos públicos.Dos mil años después, a partir de la segunda mitad del siglo XX, se cobró conscienciade las posibilidades en la aplicación del análisis textos de la retórica clásica. Según Van Dijk, “laretórica fue definida como nueva retórica y comenzó a desempeñar un rol más importante enel desarrollo del análisis estructural del discurso”104Para otras disciplinas, el desarrollo del ACD está relacionado íntimamente con laaparición del estructuralismo. Una primera rama de esta corriente estructuralista surgió de laantropología, la lingüística y los estudios literarios, que más tarde se unificarían bajo unamisma etiqueta: la semiótica..103Íbid. pág.149.104VAN DIJK, TEUN A.: La noticia como discurso. Comprensión estructura y producción de la información.Editorial Paidós Comunicación, Barcelona, 1990. Pág.39.
  42. 42. 41Muchos de los últimos desarrollos del ACD, así como de otras disciplinas como lapsicología, han recibido la influencia directa o indirecta del enfoque del estructuralismosemiótico francés, aunque serían aplicados al análisis de noticias y a otros medios del discursoprincipalmente en Inglaterra.Asimismo, un gran número de desarrollos del ACD está íntimamente relacionado condisciplinas como la lingüística y la antropología. Como señala Van Dijk, “tanto lasociolingüística como la etnografía han dado origen a las ramas socioculturales y empiristasmás interesantes de la década de los 70”.En su libro, La noticia como discurso (1980), Teun A. Van Dijk hace referencia a latransformación sufrida por los textos periodísticos desde la obtención de la información por lafuente de la noticia, puesto que “los acontecimientos rara vez son conocidos directamente porlos periodistas, se produce una transformación orientada ideológicamente mediante unaestructuración retórica del discurso”105La mayoría de discursos poseen un esquema global específico que recibe el nombre desuperestructura, el cual consiste en una serie de categorías que ordenan globalmente eldiscurso como un todo..Según Van Dijk, “el discurso de las noticias tiene una estructura canónica o “esquemade noticias” que organiza las redacciones de los textos periodísticos”. Como señala el autor,este esquema comienza con las categorías bien conocidas de Título y Lead, las cuales, juntas,forman una categoría de nivel más alto y tienen como finalidad “expresar la información másimportante, más pertinente o más sorprendente del relato de la noticia”. El Resumen, el cual,suele venir acompañado por categorías tales como Acontecimientos principales del suceso,Acontecimientos previos, Contexto, Historia y Comentarios.105VAN DIJK. T.A. 1990. Op. cit. pág. 37.
  43. 43. 42De esta manera, como señala este autor “cada categoría de la superestructura seasocia con una macroproposición (tema) de la estructura semántica. Esta categoría otorga unafunción específica del discurso de la macroproposición y, consecuentemente la secuencia deoraciones y proposiciones resumidas por la misma”.Relación entre la Superestructura y las Macroestructuras de la noticia. Fuente: Van DIjkUna de las características más particulares de la producción periodística es sufragmentación, es decir, su mensaje se presenta en partes. Esta característica estructural tienesu origen en el principio global de organización de la relevancia en la noticia. Este principioEsquema superesctructural del discurso de la noticia. Fuente: Van Dijk
  44. 44. 43sostiene que el discurso periodístico se organizar de manera tal que la informaciónconsiderada más importante se pone en la posición más destacada, tanto en el texto, engeneral, como en las oraciones.Además de analizar las estructuras globales, a las que Van Dijk denomina”macroestructuras”, y las superestructuras esquemáticas, es necesario considerar también unanálisis de las “microestructuras”, “en este nivel local, también distinguimos entre elsignificado y su expresión en las estructuras superficiales, como la palabra, las frases, lascláusulas y las formas oracionales”106El discurso periodístico, como estructura textual puede ser analizado en diversosniveles. En primer lugar, mediante la realización de un análisis lingüístico que comprenda losdiversos niveles distinguidos por la gramática, el nivel fonológico/fonético, interesado en laestructura de los sonidos, el morfosintáctico, que analizar las estructuras de la palabras y de lafrases, el nivel léxico, que analiza el vocabulario utilizado, el nivel semántico, centrado en elsignificado, la referencia y la interpretación y el nivel pragmático, el cual se interesa por elmodo en que el contexto influye en la interpretación del significado. Deberemos aplicar dichoanálisis a todos los elementos de la superestructura..De la misma forma, cabe destacar que dicho discurso posee una serie de estructurasque no pueden ser explicadas mediante el análisis gramatical, esto es lo que Van Dijkdenomina “dimensiones del discurso”. Entre ellas encontramos la dimensión estilística, “laelección y las variaciones de las posibles estructuras de cada nivel, asociadas principalmentecon condiciones y objetivos específicos interaccionales o personales”107, la dimensión retórica,“los modelos de estructura adicionales (“figuras” en cada nivel, tales como la rima, laaliteración, la metáfora o la ironía)” o la dimensión contextual, puesto que, tanto la emisióncomo la recepción de un discurso se encuentran sujetas a un contexto comunicativo106VAN DIJK. T.A. Op. cit, pág. 92107VAN DIJK, T.A. Estructuras textuales de las noticias de prensa. Cuadernos de Comunicación y Cultura,718, Marzo, 1983, pág. 82.

×