1                     LOS PARIAS          VARGAS VILA EL MAESTRO EL DIVINOLOS PARIASNOVELASAura. {Sííxs^ Flor del fango.Ib...
2                   LOS PARIAS        VARGAS VILA EL MAESTRO EL DIVINOFILOSOFÍAEl ritmo dé la vida.Huerto agnóstico.La voz...
3                   LOS PARIAS        VARGAS VILA EL MAESTRO EL DIVINO>v?ifcohos reservados.Ramda Sopeña, impresor y edito...
4                  LOS PARIAS       VARGAS VILA EL MAESTRO EL DIVINOcada uno de ellos;para decir cosas de su Génesis;y, ha...
5                   LOS PARIAS        VARGAS VILA EL MAESTRO EL DIVINOque aun hoy mismo parecen aullar en el fondo deese s...
6                   LOS PARIAS        VARGAS VILA EL MAESTRO EL DIVINOLibertad;, i± 1 ^ ;„mis ojos estaban pertinazmente v...
7                  LOS PARIAS       VARGAS VILA EL MAESTRO EL DIVINOla ma^ia de esos silencios luminosos apaciguó lentamen...
8                   LOS PARIAS        VARGAS VILA EL MAESTRO EL DIVINObajo ciclos de oro y azul, que recordaban más quelas...
9                   LOS PARIAS        VARGAS VILA EL MAESTRO EL DIVINOmi Héroe no tenia como aquel otro agitador deesclavo...
10                   LOS PARIAS        VARGAS VILA EL MAESTRO EL DIVINOCapilla en la esmeralda límpida del llano...y, sien...
11                   LOS PARIAS        VARGAS VILA EL MAESTRO EL DIVINO;¿ cómo pintar otras si yo tuve ante mis ojos eseMo...
12                   LOS PARIAS        VARGAS VILA EL MAESTRO EL DIVINO;el tiempo, lejos de aminorarlo, lo lia consagrado....
13                   LOS PARIAS        VARGAS VILA EL MAESTRO EL DIVINOcomo un estremecimiento de caricia ;en los juncales...
14                   LOS PARIAS        VARGAS VILA EL MAESTRO EL DIVINOde su gesto, impecablem^ente heráldico ;el aire, en...
15                   LOS PARIAS        VARGAS VILA EL MAESTRO EL DIVINOde extrañas armonías... el himno de todo lo precari...
16                   LOS PARIAS        VARGAS VILA EL MAESTRO EL DIVINOy, repasaba con la mirada triste, los lugares monót...
17                   LOS PARIAS        VARGAS VILA EL MAESTRO EL DIVINOasesinado en los mismos brazos d^e su esposa,y en l...
18                   LOS PARIAS        VARGAS VILA EL MAESTRO EL DIVINO—i Hijo mío !j liijo de mi alma ! —¡ Georgina!—¡ Cl...
19                   LOS PARIAS        VARGAS VILA EL MAESTRO EL DIVINOsubió entre ellas, apesarado y conmovido, laavenida...
20                   LOS PARIAS        VARGAS VILA EL MAESTRO EL DIVINOjoven, con algo del gran Corso, enigmático y fatal;...
21                   LOS PARIAS        VARGAS VILA EL MAESTRO EL DIVINOcimas que cantaba, él, escuchó el eco de su propiav...
22                   LOS PARIAS        VARGAS VILA EL MAESTRO EL DIVINOfrente coronada de laurel, vencedor, en marchahacia...
23                   LOS PARIAS        VARGAS VILA EL MAESTRO EL DIVINOun partido en desastre ;no pudiendo escribir ni hab...
24                   LOS PARIAS        VARGAS VILA EL MAESTRO EL DIVINOdel mismo sentimiento altruista y redentora!, queag...
25                   LOS PARIAS        VARGAS VILA EL MAESTRO EL DIVINOexangües, y cantaba la canción de todas las resigna...
26                  LOS PARIAS       VARGAS VILA EL MAESTRO EL DIVINOPABIAS 15lentes y crueles, tipos completos de la más ...
27                   LOS PARIAS        VARGAS VILA EL MAESTRO EL DIVINOmísticas, vagando como fantasmas en la noch^e moral...
28                   LOS PARIAS        VARGAS VILA EL MAESTRO EL DIVINOy, las veía surgir así, en el orgullo triste de los...
29                   LOS PARIAS        VARGAS VILA EL MAESTRO EL DIVINOe de hastío, en la niebla de aquellas horas impreci...
30                   LOS PARIAS        VARGAS VILA EL MAESTRO EL DIVINO;su palidez nevada de geranio, como una hostia,surg...
31                   LOS PARIAS        VARGAS VILA EL MAESTRO EL DIVINOde tintes aurórales, bajo un cielo azul, de nubesac...
32                  LOS PARIAS       VARGAS VILA EL MAESTRO EL DIVINOen su camino, al Electo, a aquel que seríael libertad...
33                   LOS PARIAS        VARGAS VILA EL MAESTRO EL DIVINOera Tobías Franco, de diez y ocho años de edad,de r...
34                   LOS PARIAS        VARGAS VILA EL MAESTRO EL DIVINOir a continuar la guerra en comarcas lejanas ;cuand...
35                  LOS PARIAS       VARGAS VILA EL MAESTRO EL DIVINOTobías Franco, comprendió que 4^bía paii^ir,aplazando...
36                   LOS PARIAS        VARGAS VILA EL MAESTRO EL DIVINOhizo fuego seguido- sobre la puerta, tras de la cua...
37                   LOS PARIAS        VARGAS VILA EL MAESTRO EL DIVINOde su marido hecho pedazos, estaba en la sala, enun...
38                  LOS PARIAS       VARGAS VILA EL MAESTRO EL DIVINOla nieve, el mismo pliegu,e de voluntad indomablede C...
39                   LOS PARIAS        VARGAS VILA EL MAESTRO EL DIVINOy el vasto cielo azul, y daba reflejos de maragitad...
40                  LOS PARIAS       VARGAS VILA EL MAESTRO EL DIVINOen el pueblo, y de la clienV-la inmensa con quecontab...
41                   LOS PARIAS        VARGAS VILA EL MAESTRO EL DIVINO—Y, ha venido aún mas piadoso que antes —dijo Georg...
42                   LOS PARIAS        VARGAS VILA EL MAESTRO EL DIVINOal imponer a las inteligencias y a las almas, todae...
43                   LOS PARIAS        VARGAS VILA EL MAESTRO EL DIVINO^níni, crmigo, que soy abogado ; yo le haré30 VARGA...
44                   LOS PARIAS        VARGAS VILA EL MAESTRO EL DIVINOlas fauces convulsas, la nariz palpitante como lasd...
45                   LOS PARIAS        VARGAS VILA EL MAESTRO EL DIVINO;el odio es la memoria d.e la ofensa, como la grati...
46                   LOS PARIAS        VARGAS VILA EL MAESTRO EL DIVINOsobre las llagas en las breñas de Caprea ; lucha de...
47                   LOS PARIAS        VARGAS VILA EL MAESTRO EL DIVINOCarmien y Georgina, escuchaban absortas, anhelantes...
48                   LOS PARIAS        VARGAS VILA EL MAESTRO EL DIVINOotros, jorque ¡esos otros eran mujeres desvalidas,a...
49                   LOS PARIAS        VARGAS VILA EL MAESTRO EL DIVINOFredegunda. —¿-La viste tú? — preguntó Georgiua a s...
50                   LOS PARIAS        VARGAS VILA EL MAESTRO EL DIVINOcon intención de huir, y se rompió una pierna, sear...
51                   LOS PARIAS        VARGAS VILA EL MAESTRO EL DIVINOha pensado .en casarse. —^^A ti no pudo impedirte e...
52                   LOS PARIAS        VARGAS VILA EL MAESTRO EL DIVINOmismo—. Ninguna idea de redención, vale nada,si det...
53                   LOS PARIAS        VARGAS VILA EL MAESTRO EL DIVINOen arabescos argentados, allá, donde la aparición40...
54                   LOS PARIAS        VARGAS VILA EL MAESTRO EL DIVINOdonde florecían los lises sagrados del silencio, pa...
55                   LOS PARIAS        VARGAS VILA EL MAESTRO EL DIVINOlas nubes el surgimiento lento, el paso atropellado...
56                   LOS PARIAS        VARGAS VILA EL MAESTRO EL DIVINOinexorablemente desgraciadas ;-y, el secreto de su ...
57                   LOS PARIAS        VARGAS VILA EL MAESTRO EL DIVINOy miserable, le había arrebatado su padre y sufortu...
58                   LOS PARIAS        VARGAS VILA EL MAESTRO EL DIVINO;y, la tristeza, caía sobre sus corazon,es, comouna...
59                   LOS PARIAS        VARGAS VILA EL MAESTRO EL DIVINOsu sello eterno, como el pecho d,e una gacela marca...
32 54 los parias  vargas vila www.gftaognosticaespiritual.org
32 54 los parias  vargas vila www.gftaognosticaespiritual.org
32 54 los parias  vargas vila www.gftaognosticaespiritual.org
32 54 los parias  vargas vila www.gftaognosticaespiritual.org
32 54 los parias  vargas vila www.gftaognosticaespiritual.org
32 54 los parias  vargas vila www.gftaognosticaespiritual.org
32 54 los parias  vargas vila www.gftaognosticaespiritual.org
32 54 los parias  vargas vila www.gftaognosticaespiritual.org
32 54 los parias  vargas vila www.gftaognosticaespiritual.org
32 54 los parias  vargas vila www.gftaognosticaespiritual.org
32 54 los parias  vargas vila www.gftaognosticaespiritual.org
32 54 los parias  vargas vila www.gftaognosticaespiritual.org
32 54 los parias  vargas vila www.gftaognosticaespiritual.org
32 54 los parias  vargas vila www.gftaognosticaespiritual.org
32 54 los parias  vargas vila www.gftaognosticaespiritual.org
32 54 los parias  vargas vila www.gftaognosticaespiritual.org
32 54 los parias  vargas vila www.gftaognosticaespiritual.org
32 54 los parias  vargas vila www.gftaognosticaespiritual.org
32 54 los parias  vargas vila www.gftaognosticaespiritual.org
32 54 los parias  vargas vila www.gftaognosticaespiritual.org
32 54 los parias  vargas vila www.gftaognosticaespiritual.org
32 54 los parias  vargas vila www.gftaognosticaespiritual.org
32 54 los parias  vargas vila www.gftaognosticaespiritual.org
32 54 los parias  vargas vila www.gftaognosticaespiritual.org
32 54 los parias  vargas vila www.gftaognosticaespiritual.org
32 54 los parias  vargas vila www.gftaognosticaespiritual.org
32 54 los parias  vargas vila www.gftaognosticaespiritual.org
32 54 los parias  vargas vila www.gftaognosticaespiritual.org
32 54 los parias  vargas vila www.gftaognosticaespiritual.org
32 54 los parias  vargas vila www.gftaognosticaespiritual.org
32 54 los parias  vargas vila www.gftaognosticaespiritual.org
32 54 los parias  vargas vila www.gftaognosticaespiritual.org
32 54 los parias  vargas vila www.gftaognosticaespiritual.org
32 54 los parias  vargas vila www.gftaognosticaespiritual.org
32 54 los parias  vargas vila www.gftaognosticaespiritual.org
32 54 los parias  vargas vila www.gftaognosticaespiritual.org
32 54 los parias  vargas vila www.gftaognosticaespiritual.org
32 54 los parias  vargas vila www.gftaognosticaespiritual.org
32 54 los parias  vargas vila www.gftaognosticaespiritual.org
32 54 los parias  vargas vila www.gftaognosticaespiritual.org
32 54 los parias  vargas vila www.gftaognosticaespiritual.org
32 54 los parias  vargas vila www.gftaognosticaespiritual.org
32 54 los parias  vargas vila www.gftaognosticaespiritual.org
32 54 los parias  vargas vila www.gftaognosticaespiritual.org
32 54 los parias  vargas vila www.gftaognosticaespiritual.org
32 54 los parias  vargas vila www.gftaognosticaespiritual.org
32 54 los parias  vargas vila www.gftaognosticaespiritual.org
32 54 los parias  vargas vila www.gftaognosticaespiritual.org
32 54 los parias  vargas vila www.gftaognosticaespiritual.org
32 54 los parias  vargas vila www.gftaognosticaespiritual.org
32 54 los parias  vargas vila www.gftaognosticaespiritual.org
32 54 los parias  vargas vila www.gftaognosticaespiritual.org
32 54 los parias  vargas vila www.gftaognosticaespiritual.org
32 54 los parias  vargas vila www.gftaognosticaespiritual.org
32 54 los parias  vargas vila www.gftaognosticaespiritual.org
32 54 los parias  vargas vila www.gftaognosticaespiritual.org
32 54 los parias  vargas vila www.gftaognosticaespiritual.org
32 54 los parias  vargas vila www.gftaognosticaespiritual.org
32 54 los parias  vargas vila www.gftaognosticaespiritual.org
32 54 los parias  vargas vila www.gftaognosticaespiritual.org
32 54 los parias  vargas vila www.gftaognosticaespiritual.org
32 54 los parias  vargas vila www.gftaognosticaespiritual.org
32 54 los parias  vargas vila www.gftaognosticaespiritual.org
32 54 los parias  vargas vila www.gftaognosticaespiritual.org
32 54 los parias  vargas vila www.gftaognosticaespiritual.org
32 54 los parias  vargas vila www.gftaognosticaespiritual.org
32 54 los parias  vargas vila www.gftaognosticaespiritual.org
32 54 los parias  vargas vila www.gftaognosticaespiritual.org
32 54 los parias  vargas vila www.gftaognosticaespiritual.org
32 54 los parias  vargas vila www.gftaognosticaespiritual.org
32 54 los parias  vargas vila www.gftaognosticaespiritual.org
32 54 los parias  vargas vila www.gftaognosticaespiritual.org
32 54 los parias  vargas vila www.gftaognosticaespiritual.org
32 54 los parias  vargas vila www.gftaognosticaespiritual.org
32 54 los parias  vargas vila www.gftaognosticaespiritual.org
32 54 los parias  vargas vila www.gftaognosticaespiritual.org
32 54 los parias  vargas vila www.gftaognosticaespiritual.org
32 54 los parias  vargas vila www.gftaognosticaespiritual.org
32 54 los parias  vargas vila www.gftaognosticaespiritual.org
32 54 los parias  vargas vila www.gftaognosticaespiritual.org
32 54 los parias  vargas vila www.gftaognosticaespiritual.org
32 54 los parias  vargas vila www.gftaognosticaespiritual.org
32 54 los parias  vargas vila www.gftaognosticaespiritual.org
32 54 los parias  vargas vila www.gftaognosticaespiritual.org
32 54 los parias  vargas vila www.gftaognosticaespiritual.org
32 54 los parias  vargas vila www.gftaognosticaespiritual.org
32 54 los parias  vargas vila www.gftaognosticaespiritual.org
32 54 los parias  vargas vila www.gftaognosticaespiritual.org
32 54 los parias  vargas vila www.gftaognosticaespiritual.org
32 54 los parias  vargas vila www.gftaognosticaespiritual.org
32 54 los parias  vargas vila www.gftaognosticaespiritual.org
32 54 los parias  vargas vila www.gftaognosticaespiritual.org
32 54 los parias  vargas vila www.gftaognosticaespiritual.org
32 54 los parias  vargas vila www.gftaognosticaespiritual.org
32 54 los parias  vargas vila www.gftaognosticaespiritual.org
32 54 los parias  vargas vila www.gftaognosticaespiritual.org
32 54 los parias  vargas vila www.gftaognosticaespiritual.org
32 54 los parias  vargas vila www.gftaognosticaespiritual.org
32 54 los parias  vargas vila www.gftaognosticaespiritual.org
32 54 los parias  vargas vila www.gftaognosticaespiritual.org
32 54 los parias  vargas vila www.gftaognosticaespiritual.org
32 54 los parias  vargas vila www.gftaognosticaespiritual.org
32 54 los parias  vargas vila www.gftaognosticaespiritual.org
32 54 los parias  vargas vila www.gftaognosticaespiritual.org
32 54 los parias  vargas vila www.gftaognosticaespiritual.org
32 54 los parias  vargas vila www.gftaognosticaespiritual.org
32 54 los parias  vargas vila www.gftaognosticaespiritual.org
32 54 los parias  vargas vila www.gftaognosticaespiritual.org
32 54 los parias  vargas vila www.gftaognosticaespiritual.org
32 54 los parias  vargas vila www.gftaognosticaespiritual.org
32 54 los parias  vargas vila www.gftaognosticaespiritual.org
32 54 los parias  vargas vila www.gftaognosticaespiritual.org
32 54 los parias  vargas vila www.gftaognosticaespiritual.org
32 54 los parias  vargas vila www.gftaognosticaespiritual.org
32 54 los parias  vargas vila www.gftaognosticaespiritual.org
32 54 los parias  vargas vila www.gftaognosticaespiritual.org
32 54 los parias  vargas vila www.gftaognosticaespiritual.org
32 54 los parias  vargas vila www.gftaognosticaespiritual.org
32 54 los parias  vargas vila www.gftaognosticaespiritual.org
32 54 los parias  vargas vila www.gftaognosticaespiritual.org
32 54 los parias  vargas vila www.gftaognosticaespiritual.org
32 54 los parias  vargas vila www.gftaognosticaespiritual.org
32 54 los parias  vargas vila www.gftaognosticaespiritual.org
32 54 los parias  vargas vila www.gftaognosticaespiritual.org
32 54 los parias  vargas vila www.gftaognosticaespiritual.org
32 54 los parias  vargas vila www.gftaognosticaespiritual.org
32 54 los parias  vargas vila www.gftaognosticaespiritual.org
32 54 los parias  vargas vila www.gftaognosticaespiritual.org
32 54 los parias  vargas vila www.gftaognosticaespiritual.org
32 54 los parias  vargas vila www.gftaognosticaespiritual.org
32 54 los parias  vargas vila www.gftaognosticaespiritual.org
32 54 los parias  vargas vila www.gftaognosticaespiritual.org
32 54 los parias  vargas vila www.gftaognosticaespiritual.org
32 54 los parias  vargas vila www.gftaognosticaespiritual.org
32 54 los parias  vargas vila www.gftaognosticaespiritual.org
32 54 los parias  vargas vila www.gftaognosticaespiritual.org
32 54 los parias  vargas vila www.gftaognosticaespiritual.org
32 54 los parias  vargas vila www.gftaognosticaespiritual.org
32 54 los parias  vargas vila www.gftaognosticaespiritual.org
32 54 los parias  vargas vila www.gftaognosticaespiritual.org
32 54 los parias  vargas vila www.gftaognosticaespiritual.org
32 54 los parias  vargas vila www.gftaognosticaespiritual.org
32 54 los parias  vargas vila www.gftaognosticaespiritual.org
32 54 los parias  vargas vila www.gftaognosticaespiritual.org
32 54 los parias  vargas vila www.gftaognosticaespiritual.org
32 54 los parias  vargas vila www.gftaognosticaespiritual.org
32 54 los parias  vargas vila www.gftaognosticaespiritual.org
32 54 los parias  vargas vila www.gftaognosticaespiritual.org
32 54 los parias  vargas vila www.gftaognosticaespiritual.org
32 54 los parias  vargas vila www.gftaognosticaespiritual.org
32 54 los parias  vargas vila www.gftaognosticaespiritual.org
32 54 los parias  vargas vila www.gftaognosticaespiritual.org
32 54 los parias  vargas vila www.gftaognosticaespiritual.org
32 54 los parias  vargas vila www.gftaognosticaespiritual.org
32 54 los parias  vargas vila www.gftaognosticaespiritual.org
32 54 los parias  vargas vila www.gftaognosticaespiritual.org
32 54 los parias  vargas vila www.gftaognosticaespiritual.org
32 54 los parias  vargas vila www.gftaognosticaespiritual.org
32 54 los parias  vargas vila www.gftaognosticaespiritual.org
32 54 los parias  vargas vila www.gftaognosticaespiritual.org
32 54 los parias  vargas vila www.gftaognosticaespiritual.org
32 54 los parias  vargas vila www.gftaognosticaespiritual.org
32 54 los parias  vargas vila www.gftaognosticaespiritual.org
32 54 los parias  vargas vila www.gftaognosticaespiritual.org
32 54 los parias  vargas vila www.gftaognosticaespiritual.org
32 54 los parias  vargas vila www.gftaognosticaespiritual.org
32 54 los parias  vargas vila www.gftaognosticaespiritual.org
32 54 los parias  vargas vila www.gftaognosticaespiritual.org
32 54 los parias  vargas vila www.gftaognosticaespiritual.org
32 54 los parias  vargas vila www.gftaognosticaespiritual.org
32 54 los parias  vargas vila www.gftaognosticaespiritual.org
32 54 los parias  vargas vila www.gftaognosticaespiritual.org
32 54 los parias  vargas vila www.gftaognosticaespiritual.org
32 54 los parias  vargas vila www.gftaognosticaespiritual.org
32 54 los parias  vargas vila www.gftaognosticaespiritual.org
32 54 los parias  vargas vila www.gftaognosticaespiritual.org
32 54 los parias  vargas vila www.gftaognosticaespiritual.org
32 54 los parias  vargas vila www.gftaognosticaespiritual.org
32 54 los parias  vargas vila www.gftaognosticaespiritual.org
32 54 los parias  vargas vila www.gftaognosticaespiritual.org
32 54 los parias  vargas vila www.gftaognosticaespiritual.org
32 54 los parias  vargas vila www.gftaognosticaespiritual.org
32 54 los parias  vargas vila www.gftaognosticaespiritual.org
32 54 los parias  vargas vila www.gftaognosticaespiritual.org
32 54 los parias  vargas vila www.gftaognosticaespiritual.org
32 54 los parias  vargas vila www.gftaognosticaespiritual.org
32 54 los parias  vargas vila www.gftaognosticaespiritual.org
32 54 los parias  vargas vila www.gftaognosticaespiritual.org
32 54 los parias  vargas vila www.gftaognosticaespiritual.org
32 54 los parias  vargas vila www.gftaognosticaespiritual.org
32 54 los parias  vargas vila www.gftaognosticaespiritual.org
32 54 los parias  vargas vila www.gftaognosticaespiritual.org
32 54 los parias  vargas vila www.gftaognosticaespiritual.org
32 54 los parias  vargas vila www.gftaognosticaespiritual.org
32 54 los parias  vargas vila www.gftaognosticaespiritual.org
32 54 los parias  vargas vila www.gftaognosticaespiritual.org
32 54 los parias  vargas vila www.gftaognosticaespiritual.org
32 54 los parias  vargas vila www.gftaognosticaespiritual.org
32 54 los parias  vargas vila www.gftaognosticaespiritual.org
32 54 los parias  vargas vila www.gftaognosticaespiritual.org
32 54 los parias  vargas vila www.gftaognosticaespiritual.org
32 54 los parias  vargas vila www.gftaognosticaespiritual.org
32 54 los parias  vargas vila www.gftaognosticaespiritual.org
32 54 los parias  vargas vila www.gftaognosticaespiritual.org
32 54 los parias  vargas vila www.gftaognosticaespiritual.org
32 54 los parias  vargas vila www.gftaognosticaespiritual.org
32 54 los parias  vargas vila www.gftaognosticaespiritual.org
32 54 los parias  vargas vila www.gftaognosticaespiritual.org
32 54 los parias  vargas vila www.gftaognosticaespiritual.org
32 54 los parias  vargas vila www.gftaognosticaespiritual.org
32 54 los parias  vargas vila www.gftaognosticaespiritual.org
32 54 los parias  vargas vila www.gftaognosticaespiritual.org
32 54 los parias  vargas vila www.gftaognosticaespiritual.org
32 54 los parias  vargas vila www.gftaognosticaespiritual.org
32 54 los parias  vargas vila www.gftaognosticaespiritual.org
32 54 los parias  vargas vila www.gftaognosticaespiritual.org
32 54 los parias  vargas vila www.gftaognosticaespiritual.org
32 54 los parias  vargas vila www.gftaognosticaespiritual.org
32 54 los parias  vargas vila www.gftaognosticaespiritual.org
32 54 los parias  vargas vila www.gftaognosticaespiritual.org
32 54 los parias  vargas vila www.gftaognosticaespiritual.org
32 54 los parias  vargas vila www.gftaognosticaespiritual.org
32 54 los parias  vargas vila www.gftaognosticaespiritual.org
32 54 los parias  vargas vila www.gftaognosticaespiritual.org
32 54 los parias  vargas vila www.gftaognosticaespiritual.org
32 54 los parias  vargas vila www.gftaognosticaespiritual.org
32 54 los parias  vargas vila www.gftaognosticaespiritual.org
32 54 los parias  vargas vila www.gftaognosticaespiritual.org
32 54 los parias  vargas vila www.gftaognosticaespiritual.org
32 54 los parias  vargas vila www.gftaognosticaespiritual.org
32 54 los parias  vargas vila www.gftaognosticaespiritual.org
32 54 los parias  vargas vila www.gftaognosticaespiritual.org
32 54 los parias  vargas vila www.gftaognosticaespiritual.org
32 54 los parias  vargas vila www.gftaognosticaespiritual.org
32 54 los parias  vargas vila www.gftaognosticaespiritual.org
32 54 los parias  vargas vila www.gftaognosticaespiritual.org
32 54 los parias  vargas vila www.gftaognosticaespiritual.org
32 54 los parias  vargas vila www.gftaognosticaespiritual.org
Upcoming SlideShare
Loading in …5
×

32 54 los parias vargas vila www.gftaognosticaespiritual.org

909 views

Published on

  • Be the first to comment

  • Be the first to like this

32 54 los parias vargas vila www.gftaognosticaespiritual.org

  1. 1. 1 LOS PARIAS VARGAS VILA EL MAESTRO EL DIVINOLOS PARIASNOVELASAura. {Sííxs^ Flor del fango.Ibis.Eifíssvíi Rosa mística.Rosas de la tarde.Salomé. EííSJiaa Alba roja.La 3¡m¡ente.Delia (Lirio blanco).Eleonora (Lirio rojo).Germania "(Lirio negro).El camino del triunfo.La conquista de Bizan<María Magdalena.La demencia de Job.El minotauro.Los discípulos de EmaüsLos parias.Las viñas muertas.Los estetas de Teópolis.El final de un sueño.La ubre dé la loba.Cachorro de león.t i t jn 3ir a i r aif aic aig air ?ir ^ir aic ainir iir ait imnriTr:DE VARGAS VILA3^íLITERATURA.De SUS Uses y de sus rosas.Libre estética.Sombras de águilas.HoraYio reflexivo.Archipiélago sonoroRubén Darío. www.gftaognosticaespiritual.org GRAN BIBLIOTECA VIRTUAL ESOTERICA ESPIRITUAL
  2. 2. 2 LOS PARIAS VARGAS VILA EL MAESTRO EL DIVINOFILOSOFÍAEl ritmo dé la vida.Huerto agnóstico.La voz de las horas.Del rosal pensante. De los viñedos de la eternidad.HISTORIA ^—"".—.^^i —^"«» «Los Césares de la decadencia.Los divinos y los humanos.La muerte del cóndor.Obras completas de J. M. Vargas VilaDERECHOS DE AUTORTodo ejemplar que circulesin estampilla será consideradoilegal.LOS PARIASEDICIÓN DEFINITIVADEBIDAMENTE REVISADA Y CORREGIDAPOR EL AUTOR:: Obras completas de Vargas Yila ::Obras completas de J. M. VARGAS VILALOS PARIASJe parlerai debout en face du passé,Jévellerai les yeux de cendres ou do ñamoicsQui luisent tout au fond de sa tragique Nuit,Et dont le reflet mort sar mes songes a lui...H. DE Regmeii.EDICIÓN DEFINITIVABARCELONAHAMON SOPEÑA, EditoiPEOVBNZA, 93 A 97 www.gftaognosticaespiritual.org GRAN BIBLIOTECA VIRTUAL ESOTERICA ESPIRITUAL
  3. 3. 3 LOS PARIAS VARGAS VILA EL MAESTRO EL DIVINO>v?ifcohos reservados.Ramda Sopeña, impresor y editor ; Provenaa, 93 a 97.—BarcelonaPREFACIOPARA LA hWICIÓN DEFINITIVASe serenan lentaniente, los más foscos horizontesen el cielo de la Vida;las más torvas perspectivas se hacen diáfanas al2)oder de la distancia;el tiempo, como el fuego, purifica cuanto toca;el tiempo es un crisol;en él, se funden nuestras pasiones;"nuevos estados de alma;nuevas maneras de seimbilidad surgen en nosotros;agotadas las viejas fuentes de la Emoción;o transformadas en otras;cambian nuestros sentires;y, nuestros decires con ellos;penoso trabajo de reconstrucción, es este de ensayarponer en pie un estado de alma pretérito y demuchos años ya difunto;tanto valdría tratar de reconstruir un pedazo decielo, con sus nubes ya desaparecidas y, las estrellasextintas;tal habriame de suceder, si ensayara resucitar enmi, los estados de alma sucesivos en que mis librosfueron escritos;apenas si he de conformarme con evocarlos, paraVIII PKEFACIOescribir estos Prefacios, con que al entrar en la colecciónde mis Obras completas, he de exornar www.gftaognosticaespiritual.org GRAN BIBLIOTECA VIRTUAL ESOTERICA ESPIRITUAL
  4. 4. 4 LOS PARIAS VARGAS VILA EL MAESTRO EL DIVINOcada uno de ellos;para decir cosas de su Génesis;y, hacer el recuento histórico de los momentos demi Vida en que escritos fueron;serenamente;sinceramente;y, cumpliendo ese deber, ante este mi libro LosParias,de él he de decir;que:perambidaba yo sin rumbo fijo;allá por el año de 1902, en sus comienzos;escapé de Madrid, huyendo al esplendor de unasfiestas reales que allí se preparaban;coronación de un rey ;refugiéme en París;y, en mi apartamento de la rué de Condorcet;grandes dolores patrióticos me asaltaban entonces;hondos raigambres espirituales me ligaban aúna la lejana tierra que me vio nacer;enfermizas idealidades del terruño perturbabanmi ánimo;devoraban mi corazón odios nativos; www.gftaognosticaespiritual.org GRAN BIBLIOTECA VIRTUAL ESOTERICA ESPIRITUAL
  5. 5. 5 LOS PARIAS VARGAS VILA EL MAESTRO EL DIVINOque aun hoy mismo parecen aullar en el fondo deese sepulcro del Olvido, en que hice el gesto de enterrarlos;y, donde acaso ¡ ay ! viven aún, pero resignados asu prisión, sabedores de que no hay ya entre losdominadores de mi Patria hombres dignos de serodiados;y, apenas si un desdén misericordioso debe cubrirpor igual, la insolencia de los amos y, la vilezade los esclavos...ambas infinitas en aquel jiróri de tierra que fuémi Patria... ^PREFACIO IXno hay ya epigonos mios, sobrevivientes de aquellasluchas épicas en que actuamos juntos, cuandoCSC rebaño sumiso — que hoy éticamente hablanjo— no existe sino como una mera expresión geogrúfica,era aún un pueblo de hombres, dignos deser libres;todos aquellos que for^naron el conglomerado Heroicode los Parias, hermanos dolorosos de los deAlb Roja, son hoy un puñado de cenizas estériles,incapaces de abonar ese terreno, sobre el cual soñaronver crecer el árbol de la Libertad, y, para locual muchos de ellos lo regaron con su sangre;sombras melancólicas, desvanecidas en un crevúscuJoeterno, sobre un cielo en cuyos confines,no anuncia surgir de nuevo, el germen de mngumtaurora; . , , ,.,en aquellos días, había aun hombres libres, sobreaquel terreno que había sido un semillero dehéroes; , „ 7 • • 7^ellos lidiaban las últimas batallas decisivas para la www.gftaognosticaespiritual.org GRAN BIBLIOTECA VIRTUAL ESOTERICA ESPIRITUAL
  6. 6. 6 LOS PARIAS VARGAS VILA EL MAESTRO EL DIVINOLibertad;, i± 1 ^ ;„mis ojos estaban pertinazmente vueltos haciaaquella hoguera lejana, que- yo había ayudado aprender con mis palabras;^,7su deslumbramiento me hacia ciego para todo loque no fuera el fulgor de sus llamas, y , sordo paralualquier otro ruido que el de su formidable crepitar;11T•esa lucha me obsesionaba hasta el delirio;de tal manera trabajaba mi sistema nervioso quecaí enfermo; .hacíale yo propaganda en los diarios de Luropav hube de cesarla con gran contento de los amamantadosdel Gesarismo, que sufrían de mis cam-^^^escápado a la Muerte, escapé también de París;ly, /uí a Aix-les-Bains; •la sombra de las montañas y, la pureza de losX PREFACIOlaqos lamartinianos ^ me volvieron lentamente lasalud fisica;para la salud del espíritu, prescrita me fué unAcura de reposo, de quietud, de absoluta tranquilidad...¿ dónde mejor hallarlos que en aquella ánfora deSilencio y de Belleza, que es Florencia?y , a ella fui ;la Ciudad-Lirio, me recibió en su seno, brindandoa mi espíritu fatigado, la viva poesía de sus quietudes,y, el azul luminoso de su cielo, haciendo unacomo cúpula de mosaico sobre el oro mórbido desus colinas florecidas; www.gftaognosticaespiritual.org GRAN BIBLIOTECA VIRTUAL ESOTERICA ESPIRITUAL
  7. 7. 7 LOS PARIAS VARGAS VILA EL MAESTRO EL DIVINOla ma^ia de esos silencios luminosos apaciguó lentamentemi espíritu;para amparar mi convalecencia, huí el tumultode los hoteles, y, me refugié en un muy pequeñoapartamento de la Via della Niiina> admirablementeencuadrado entre Obras de Arte y, remembranzasde Historia;colindante por uno de los extremos de la calle conla Piazza delía Signoria, en la cual desemboca, y,por ende con la Loggia dei Lanzi, que es allí unocomo búcaro de flores de mármol, abiertas en lasmanos trémulas del Tiempo;atrás el Palazzo degli Uffizi, con sus enormes tesorosde Arte, sobre los cuales parece velar aún lasombra protectora de Lorenzo el Mag^nifico;frente a las ventanas sitas sobre la estrecha calle,el muro almenado y los férreos ventanales de unade las fachadas laterales del Palazzo Vecchio ;fronterizo a aquellas que daban sobre una plazoleta,colindante con la antigua Loggia del grano,el Teatro Salvini;zona de quietud absoluta, propicia como ningunaotra, para sentir el encanto envolvente y acariciadorde la divina ciudad;PBEFACIO XIalli, rodeado de las más bellas Obras de Arte, queme estaban tan cercanas;oyendo los arrullos, y^ viendo el manso vuelo delas palomas albergadas en los frisos del Palazzofrontero; www.gftaognosticaespiritual.org GRAN BIBLIOTECA VIRTUAL ESOTERICA ESPIRITUAL
  8. 8. 8 LOS PARIAS VARGAS VILA EL MAESTRO EL DIVINObajo ciclos de oro y azul, que recordaban más quelas beatitudes picturales de Fra Angélico los incendiosluminosos del Giotto,escribí este libro;de santa Cólera;de santa Indignación;de santo Dolor;fijos los ojos en la hogucra lejana que ardía en miPatria;y, en el gesto heroico y desconcertante de los últimoshéroes que morían sobre una tierra pronta atraicionarlos e indigna de poseerlos;y, fué de los gestos dispersos de tantos héroescaídos en la Muerte, que yo hice la figura centralde Claudio Franco;mi Héroe es auténtico;7ni Héroe vivió;dile yo únicamente los horizontes de la leyendaIJ, las bellezas del paisaje psíquico;mal se ha querido ver e^n él, a cierto meneur defoules, alquilador de muchedumbres y, empresariode revueltas, muerto muchos años después al piedel Capitolio, que no supo escalar como Vencedor,pero si supo entregar como la hija de Tarquino, muriendobajo el golpe del puñal con que los Césarespagaban su estéril abyección;no...mi Héroe era puro;mi Héroe era libre; www.gftaognosticaespiritual.org GRAN BIBLIOTECA VIRTUAL ESOTERICA ESPIRITUAL
  9. 9. 9 LOS PARIAS VARGAS VILA EL MAESTRO EL DIVINOmi Héroe no tenia como aquel otro agitador deesclavos una osatura de lacayo...no;XII PKEFACIOmi Héroe vivió y, murió, sin mancillar con ningunabajeza, el campo virginal de su Heroísmo;el Héroe Intelectual , que yo describo, yo, lo vivivir, yo lo oi hablar, yo lo vi preparar los combustiblesde la hoguera cuyas llamas habían de alumbrarsu marcha tempestuosa hacia la Muerte;de su Vida Intelectual yo fui testigo;en época anterior a aquella en que plugo a mifantasía coronarlo de laureles y, llevarlo al Sacrificio;la aldea hostil, que yo describo...i quién que haya sido enfermo de la fiebre delpensar^ en aquellas democracias informes que pululanen los ardores del trópico o cerca de él, no havisto el fantasma de esa aldea hostil, proyectarsesobre sus sueños, ajando todas las ternuras de sucorazón ?...todo el panorawM social en que yo hago vivir losParias, fué existente; como los Vs,rms mismos;aquel casal sombrío, al cual yo doy el nombre deSanta Bárbara por no darle el suyo verdadero, debeexistir aún si un cataclismo de la Naturaleza no loha tumbado a tierra...en las perspectivas lejanas de este minuto deEternidad que es la Vida, yo veo alzarse en las limpidecesdel Recuerdo, la Casa Señorial y la blanca www.gftaognosticaespiritual.org GRAN BIBLIOTECA VIRTUAL ESOTERICA ESPIRITUAL
  10. 10. 10 LOS PARIAS VARGAS VILA EL MAESTRO EL DIVINOCapilla en la esmeralda límpida del llano...y, siento la sugestión remota de esos parajes lejanos...a la sombra de esos árboles, albergué yo largashoras de angustia adolescente, llenas de un terribleespanto ante las perspectivas ya amenazantesde mi Destino...la inefable dulzura de esos campos no alcanzabaa serenar mi corazón tan miserablemente turbadoante la faz torva de la Vida ya ll&na para mi, deuna insondable Desolación;los ríos minúsculos que corrían por el silente coPREFACIOXIIIrazón del valle^ bajo el oro mórbido do los follajes,vieron inclinarse sobre ellos mi cabeza tan prematuramentepensativa^ reflejándola en el claro espejode sus aguas, llenas de grandes sueños sagradosque turbaban el esplendor de mis pupilas, límpidascomo sus ondas dulces, que habían de hacerse amargasal llegar al lejano mar salobre;como mi Vida;el apaciguamiento de esos campos no lograba pacificarmi Espíritu, tan triste y tan díscolo, y yafatalmente enamorado de la Soledad, con el mismoamor de ahora, que me acerco a la ribera libertadoradonde yace la barca de Carón, llevando aúnen mi memoria^ la visión de ese divino azur metaleseente;como un reflejo furtivo;en la Madre Dolorosa que allí describo, como entodas las madres amorosas y heroicas, que figuranen mis libros, hay las facciones bellas y suaves dela Madre mía www.gftaognosticaespiritual.org GRAN BIBLIOTECA VIRTUAL ESOTERICA ESPIRITUAL
  11. 11. 11 LOS PARIAS VARGAS VILA EL MAESTRO EL DIVINO;¿ cómo pintar otras si yo tuve ante mis ojos eseModelo de Belleza Espiritual, que fué mi Madre ?...El fulgor de la hoguera amortiguaba...el gran cielo remoto se hacia pálido, y, tomabael aspecto de un sudario...vencidos en las batallas en las cuales no habíanpodido morir, los últimos héroes de la Libertad,subían lentamente la cuesta del Martirio...las siluetas de los patíbulos hacían un siniestrohorizonte bajo aquel cielo de Fatalidad;el aullido de la Derrota, llegaba hasta mi retirode Arte, de Dolor y de Silencio y hacia temblar micorazón con sus clamores;en esa hora siniestra de fatídicos rumores...XiV PREFACIOhorade Vencimiento definitivo;hora de absoluta Desesperanza;cuando me llegaban los clamores de los HéroesVencidos, que subían a los cadalsos...fijos los ojos de mi cdma en su Sacrificio remoto;conclui este libro;a pocos metros del lugar donde se alzó la hogueraen que expiró otro Mártir de la Libertad: Gero-LAMO Savonarola ;y , lo envié a París;y, publicado fué en la Casa Editorial de Ch. Boureí;diez y ocho arios de Vida, lleva :diez y ocho años de Suceso www.gftaognosticaespiritual.org GRAN BIBLIOTECA VIRTUAL ESOTERICA ESPIRITUAL
  12. 12. 12 LOS PARIAS VARGAS VILA EL MAESTRO EL DIVINO;el tiempo, lejos de aminorarlo, lo lia consagrado...corno a todos mis otros libros;y, hoy, lo reviso, lo pulo cuidadosamente , y conesta Prefación, lo entrego a la Casa Editorial Sopena,de Barcelona, en España, para ser incluidoen la Colección Definitiva de mis Obras Completas,que ella edita;este libro de Trágico Ensueño;y, de Verdad Espiritual...donde los muertos hablan desde sus tumbas lejanas...en una atmósfera de Idealidad;mientras sus . sombras vagan sobre estas páginas..corno lejanas nubes sobre un lago en quietud...Vargas Vila.1920.LOS PARIASCuando Claudio Franco, dominó la pequeña colina,a cuyo pie se extendía el valide natal, la llanurase mostró ilimitada, ondeante, verdinegra, asu vista...una bruma luminosa flotaba sobre ella ;la pradera, se ostentaba, inmensa y verde, hastaperderse de vista, allá, en horizontes azules, enplayas de sombra, hacía las cuales inclinaba elviento los trioal;es rumorosos, como un viaje de olassobre la mar serena ;prados brillantes y bosques sombríos hacían arabescosglaucos y tiernos, bajo la transparencia suavede la cúpula azulada ;el río, obscuro, taciturno, se deslizaba sin rumores,a la sombra de grand,es árboles, que hundíansus ramas en las aguas, en una ablución languideciente, www.gftaognosticaespiritual.org GRAN BIBLIOTECA VIRTUAL ESOTERICA ESPIRITUAL
  13. 13. 13 LOS PARIAS VARGAS VILA EL MAESTRO EL DIVINOcomo un estremecimiento de caricia ;en los juncales temblorosos de la orilla, cantabala canción d,e los rosales el himno de las rosas moribundas...y, sonaban en lento crescendo, las estrofas quecanta la Noche ;y, sonaban bajo la onda densa del Silencio, que2 VAEGAS VILAvela la inñnita pesadumbre de la viuda magníñcadel Sol...¡en el bosque lúgubre , donde parecía vagar el espantode las ninfas desnudas, caía dulcemente elcrepúsculo, hermano de la gran sombra, y caíalentamente, como una nube de pétalos nocturnalesde rosas negras desfloradas, como imnensos velosvioláceos, que se extendían hacia el horizonte diáfanoen una policromía taciturna ;por sobr^ los árboles bañados de brumas blondas,ios grandes montes lejanos se reflejaban en el lagofrío, en la tristeza del agua profunda, del aguatriste, que semejaba ¿el cristal misterioso de grandesojos calmados :la agonía de la tarde, una agonía rosa y azul,como hecha con la sangre de todos los geranios yvioletas que embalsamaban el valle, acariciaba consus fuegos t^enues, el estuche azafranado del llano,donde el cólchico de las amapolas silvestrea, lucíacomo los juegos de luz de inmensos granates, prendidosa una diadema imperial;en las islas de los gesteros, las garzas alzaban suscuellos de ánforas, en los cuales, lianas acuáticas,hacían astrágalos de esmeralda, adornando la serenidad www.gftaognosticaespiritual.org GRAN BIBLIOTECA VIRTUAL ESOTERICA ESPIRITUAL
  14. 14. 14 LOS PARIAS VARGAS VILA EL MAESTRO EL DIVINOde su gesto, impecablem^ente heráldico ;el aire, endulzando la hosquedad de las penumbraslejanas, hacía como transparentes las cimasde las colinas rosáceas, como flores marinas, flotandosobre el reflejo límpido de un océano vaporoso,blondo y azul...en la vibración de ese aire luminoso, se extinguíael clamor de las campanas, que habían tocado laoración, y cuyas voces de metal, subiendo al cieloclaro, desde la torre fantasmal, pasando por sobretanta cosa fundida en la sombra, habían ido a morirallá, muy lejos, en el límite del horizonte, comoun ruido de alas que se pliegan hacia un bosquesagrado;LOS PARIAS 8del fondo de los campos se escapaba una melancolíade égloga, que se extendía por el paisajemudo, huertano d,e la tiauta lírica üe un pastor ;las refracciones rojas del sol, sobre los remansosdel río y las aguas de las lagunas, daban al cuadrocampestre, las coloraciones ue un cristal gótico, vibrantede luces tiernas, en la capilla de una viejabasílica;los labradores, que en la calma religiosa de lahora, se diseñaban sobre la tierra negra, teníangestos tijos de estatuas, y se dnía que sobre elllano todo, pasaba el háhto de paz, del Ángelus,de Mület;de tanta cosa pahdecida, borrada, desaparecida,del fondo de las cosas sin alma, o del alma mismade las cosas, se alzaba como un himno conmovido www.gftaognosticaespiritual.org GRAN BIBLIOTECA VIRTUAL ESOTERICA ESPIRITUAL
  15. 15. 15 LOS PARIAS VARGAS VILA EL MAESTRO EL DIVINOde extrañas armonías... el himno de todo lo precario,que pasa de la vida hacia la muerte ;una tristeza profunda, se destacaba del paisaje,un hálito de dolor mortal, que invadió el alma deClaudio Franco, y lo conmovió casi hasta las lágrimas;una inquietud dolorosa y extraña l^enó su corazón;una profunda impresión de melancolía angustiosay desolada, venía del horizonte inmenso, y sereflejaba en su horizonte interno, dond^e una multitudde pensamientos confusos, se levantaron,con un vuelo de aves asustadas ;la voz de todos los recuerdos, gritó ^en tumulto,en el fondo de su alma dolorosa... y, sus sueñosantiguos, desperezaron el ala, en la sombra dens;ien que dormían ;todo su pasado, su triste pasado adolescente, sealzó ante él;regresaba a su casa después de una ausencia deaños, de una reclusión voluntaria y austera, en losclaustros de un colegio de la Capital;tahias.—24 VAEGAS VILAevocadas por la magia d.el paisaje, por la memoriade los lugares, surgían ante él, visiones cariñosasy tristes, imágenes dolorosas y queridas, detodo lo que había llenado de encanto o de dolor, lamañana de su infancia, los días dp su adolescenciasoñadora; www.gftaognosticaespiritual.org GRAN BIBLIOTECA VIRTUAL ESOTERICA ESPIRITUAL
  16. 16. 16 LOS PARIAS VARGAS VILA EL MAESTRO EL DIVINOy, repasaba con la mirada triste, los lugares monótonos,siempre dolorosos, y nunca amados, delterruño agreste ;acá y allá, viviendas miserables de campesinos,queden su inconsolable ruindad, hacían pensar, enchozas esquimales, en cabanas de pescadores salvajes,sobre una tierra polar ;allá lejos, las torres de las iglesias de la Aldea,Sje alzaban con una pureza de plegaria, hacia elazul límpido del cielo, y las casas se agrupaban entorno, como un aprisco inmóvil, en la verdura exquisitade los pastos odorantes...y, más allá, Santa Bárbara, la hacienda de sutío, la antigua casa de sus abuelos, ostentaba lablancura inmaculada de su capilla y d,e sus murosescuetos, como una gran magnolia, prisionera enel ramaje de los árboles obscuros que la rodeaban ;y, más aUá, a la sombra de viejos sauces, cercaal río, blanca en la sombra VjSrde, como un corderosediento que bajara a apagar su sed en las aguascercanas, la casa de El Retiro, la pequeña casahumilde y sencilla, donde su madre y su hermanalo .esperaban ;y, pensó, con una tristeza cariñosa y tierna, enaquella madre dolorosa, tan abnegada y tan amante,en aquella hermana cuasi niña, tan resignaday tan bella ;su corazón, sangraba al recuerdo de su pasado,d,e las injusticias oprobiosas y triunfadoras, quehabían reducido a su madre cuasi a la miseria, yhabían Uenado su vida de angustia y de desolación;LOS PABIAS 5y, pensó en su padre, muerto tan joven, villanamente www.gftaognosticaespiritual.org GRAN BIBLIOTECA VIRTUAL ESOTERICA ESPIRITUAL
  17. 17. 17 LOS PARIAS VARGAS VILA EL MAESTRO EL DIVINOasesinado en los mismos brazos d^e su esposa,y en la persecución inicua que su tío habíadecretado contra aquél, por no pertenecer a sumismo partido político, y en los medios infam^esa que ese mismo tío había apelado, para mermarla herencia de su madre, hasta reducirla a viviraislada y miserable, en esa casa humild,e y sin terrenos,entre los restos de su gran fortuna, infamementerobada por su hermano ;¡ah!, esa era la obra nefanda y vil dje su tío,don Nepomuceno Vidal, residente en Santa Bárbara,propietario de todas las tierras que se extendíanjsn ese valle, hasta perderse de vista, amode vidas y haciendas. Señor feudal de esas comarcas,omnipotente y temido, caudillo ilustre de lacausa del Orden y de la Moral, apóstol meritísimod.e ideas conservadoras, el más poderoso sostén dela Religión y de la causa de la Autoridad, en aquellasociedad y aquel país, que formaban la másbella porción del rebaño de Panurgo, en ese Paraísode apriscos ¡en tumulto, que pululan bajo elcielo esplendoroso de la América...un hálito de mal, s<e levantó del fondo de su conciencia,y miró l^acia la casa de la hacienda, comosi quisiera reducirla a cenizas, como si la amenazaradesde el fondo de su alma...El crepúsculo había muerto, en una opacidadmuy suave de noche otoñal, cuando divisó las carcasde piedra, que guarnecían los jardines y huertasde su casa, y, allá, en la puerta de entrada,dos formas inmóviles, que lo es[)eraban ;un minuto después, se apeaba cerca de ellas. —¡ Mamá ! ¡mamá querida !6 VAKGAS VILA www.gftaognosticaespiritual.org GRAN BIBLIOTECA VIRTUAL ESOTERICA ESPIRITUAL
  18. 18. 18 LOS PARIAS VARGAS VILA EL MAESTRO EL DIVINO—i Hijo mío !j liijo de mi alma ! —¡ Georgina!—¡ Claudio!y, se escuchó un rumor de besos y caricias. —¡ Cuan grande.estás ! — decía la madre, mirándolode arriba abajo, sorprendida. —Y, i qué hermoso ! — dijo lahermana ;y, él sonrió, mirando a la niña, que se habíahecho una mujer de belleza rara y turbadora, conla aureola de sus cabellos rubios, cuasi rojos, quesost^enidos como una cimera, sobre la parte superiorde la cabeza, semejaban el casco áureo de unavirgen guerrera ; el ónix de sus ojos, que se iluminabade pajillas doradas, de linceas luminosas,como de un mineral magnético ; el óvalo perfectode su rostro, calmado y augusto ; la línea sinuosae imperativa de los labios ; la energía magnífica,imperial de la expresión ; la palidez tenue de lapiel, con azulidades venosas, como de un vasode Murano ; el seno fuerte, en las curvas armoniosasde su virginidad intocada ; seno de amazona,hecho como para la malla guarrera ; alta,severa, majestuosa ; una estatua : la Pallas de Velletri;y, miró a su madre, envejecida, encorvada, conla expresión de una inv.encible tristeza sobre elrostro, y hondas arrugas en la frente, que coronabanya, cabellos prematuramente blancos ;la tristeza y el rencor, subieron en ondas amargasa su corazón, una tristeza profunda, que veníade las cosas desaparecidas y de los recuerdos mortales;y, abrazando por el talle, las dos mujer.es amadas, www.gftaognosticaespiritual.org GRAN BIBLIOTECA VIRTUAL ESOTERICA ESPIRITUAL
  19. 19. 19 LOS PARIAS VARGAS VILA EL MAESTRO EL DIVINOsubió entre ellas, apesarado y conmovido, laavenida de sauces que llevaba a la casa, y en lacual, la noche hacía decoraciones de sombra, enmedio al silencio augusto de la Naturaleza, implacabley serena ;LOS PARIAS 7llegados al corredor, se sentó entre ^llas, en unsofá, y cubrió de besos y trajo contra su corazón,aquella cabeza blanca, sobre la cual habían llovidolos dolores con un furor invernal, y aquella cabezanubil, sobre la cual la vida se cernía como unatempestad desconocida ;y, lloró sobre ellas, en la angustia de la vida espantosaque venía, y la noche siniestra que avanzaba.Durante la comida, la madre no c/rsaba de contemplara su hijo, con una adoración que le subíadel corazón y las entrañas, y envolvía como unallama aquel ser querido, qne era toda su fuerza ytoda su esperanza, ,el orgullo y la gloria de su vida ;alto, fuerte, como uno de aquellos tindáridas gemelos,que embridan los caballos de Praxiteles,en lo alto de la colina romana ; Claudio, era untipo raro d^e belleza heroica, de humanidad espléndiday guerrera ;todas las facciones fuertes, y aun un poco durasde su padre, estaban reproducidas en él, con algode dulzura en los ojos negros y melancóHcos, quele v,enía sin duda de su madre ;la cabellera negra y profusa ; los labios delgadosy desdeñosos, que daban una expresión muy tristea su boca meditativa, apenas sombreada por. unbigote escaso y n^egro ; la frente desmesurada, lamirada dominadora, imperiosa ; un busto de César www.gftaognosticaespiritual.org GRAN BIBLIOTECA VIRTUAL ESOTERICA ESPIRITUAL
  20. 20. 20 LOS PARIAS VARGAS VILA EL MAESTRO EL DIVINOjoven, con algo del gran Corso, enigmático y fatal;tenía veintiséis años, v acababa de concluir sus10 VAEGAS VILAestudios yde recibir el título de Abogado, en ^lmás acreditado colegio libre de la Capital;su alma era fuerte y bella, como su naturalezafísica ;una amplitud, una superabundancia d^ vida materiale intelectual, se escapaba de él como el desbordamientoen la montaña de un río majestuosoy tenible ;»era una de esas naturalezas de energía, hechaspara el dominio de las almas, y el imperio arrogantede las masas ;en su colegio, antes de terminar sus estudios,era ya Jefe de la Juv/?ntud letrada, y escritor dediarios, y orador tumultuoso y vibrante ;su voz, había sonado en eí silencio letal de laépoca, como un clarín de acero, entre un ejércitodisperso, en una noche de derrota ;y, su aliento, bajando de las cimas de su elocuencia,había soplado como un hálito de huracán,haciendo vacilar las llamas de adoración, que turiferariosy esbirros, agitaban ante el trono delretórico v^nal, que por entonces les servía de ídoloy de Amo ;el poema incandescente de la guerra, obsesionabasu cerebro, y sus frases salían en cadencia musical,como una procesión de estrofas bélicas en laamplitud de un himno guen-ero, en un interminablecanto de victoria ;como Sigfrido, con la frente alzada hacia las www.gftaognosticaespiritual.org GRAN BIBLIOTECA VIRTUAL ESOTERICA ESPIRITUAL
  21. 21. 21 LOS PARIAS VARGAS VILA EL MAESTRO EL DIVINOcimas que cantaba, él, escuchó el eco de su propiavoz volverle engrandecido, repercutido por el ecode multitudes en delirio, seducidas por el encantosuntuoso, por la maravilla y el esplendor de su palabra;su gran gesto épico, que despertó el entusiasmode las multitudes, agrupó en torno suyo, la juventud,la élite, de la cual hizo el tabernáculo desu Ideal, y fué en corazones jóv.enes, que el miLOSPARIAS 11lagTo (le su palabra sembró primero, la simientedo rebelión, que lue^o estallaría, como un cataclismo,haciendo vacilar sobre su zócalo, la .estatuadel dios biforme, en cuyo nombre se encadenabala Repúhlic-a ;y, tuvo el derecho de aceptar, y aceptó, ^el pa-]>el que aquellas almas enamoradas de la libertadqiisieron confiarle ;y, fué el jef,e de la juventud, el que abitaba elestandarte rojo de la resist-encia, tendiendo la manohacia el espacio, mostraba a ese pueblo prisionero,en camino hacia la ergástula, el Astro de laTvibertad. el Astro Rojo, que despuntaba en uncielo lejano, sobre un horizonte de olas purpúreas,que se extipndían hasta lo infinito, con la ma^ade un océano de sanorre en fusión ;y, la Gloria, la pan visión escultural, con sumanto alado, tapizado de estrellas, como un mantode Victeria, pasó en su horizonte, sonriendosobre su frente abrumada con el peso de destinossublimes, y de sueños innombrables...¡ y, en el fondo de ese sueño ideal, se veía, f?uerrerolib.ertador, saludado por las cien mil bocasdel Renombre, pasar entre las multitudes, con la www.gftaognosticaespiritual.org GRAN BIBLIOTECA VIRTUAL ESOTERICA ESPIRITUAL
  22. 22. 22 LOS PARIAS VARGAS VILA EL MAESTRO EL DIVINOfrente coronada de laurel, vencedor, en marchahacia Capitolios gloriosos!-;¡ la Gloria ! magia de las palabras ;i rayo de un sol cruel, sobre la frente de acerode la Esfinge brutal!¡pálida lluvia de cenizas sobre el dorso alado dela Quimera ! . ..¿quién no ha visto su rostro alguna vez, en el alaradiosa de sus sueños?...elevarse es denunciarse :toda ascensión es un calvario ;el gramático grotesco, el liberto letrado, a quienla muerte de un Amo infame, había dado el Poder.en aquel país, se alzó con toda la talla de su nuli12VARGAS VILAdad omnipotente, ante el joven agitador, y señalándoloa sus esbirros, con un gesto de ira calmada,lo hizo encerrar en. una prisión ;una medida de clemencia imperial, lo hizo libreseis meses después, y volvió a sus estudios v a susluchas, pero esta vez, rota su pluma de diarista,volcada su tribuna, no pudo ya, hacer oír su voz,a las multitudes miserabl.es, que con un conciertode gemidos y de clamores desesperados, invocabanen vano a la inmutable Justicia, a la Eterna Equidad,implacablemente sordas a sus llamadas y a susruegos...^entregado a sus estudios, los concluyó pronto, ycoronó su carrera, entre los aplausos y el anhelo deaquellos que lo creían el hombre necesario, el deseado,la .esperanza más fuerte y más legítima de www.gftaognosticaespiritual.org GRAN BIBLIOTECA VIRTUAL ESOTERICA ESPIRITUAL
  23. 23. 23 LOS PARIAS VARGAS VILA EL MAESTRO EL DIVINOun partido en desastre ;no pudiendo escribir ni hablar en público, dejóla Capital, deseoso de abrazar a su madre y a suhermana, de salvarlas de la miseria .espantosa, v,volvió así, como un vencido implacable, al vallenativo, a la aldea odiada, que él sabía, le había deser cruel e inexorablemente hostil...así, como un águila, caída del cielo en un pantano,agitando en el fango la profanación de susalas mutiladas...algo de esa gfloria borrascosa, había llegado hastael retiro apacible, donde la madre y la hermana,pensaban en el ausente, y esperaban en el dolor yel aislamiento, la vuelta de aquél, a quien anunciabanya los clarin^es de la fama ;la madre, lloró de orgullo tranquilo, ante el resplandorde esa gloria, que surgía de sus entrañas ;la hermana, recorría febricitante las páginas delos diarios que repetían aquel nombre ya célebre,que era el suvo, se aprendía de memoria los escritosprofetices y sonoros del hermano, coleccionabalos retratos de él, que publicaban las Eevistas ilusLOSPAKTAS 13tradas, y aun las caricaturas qup hacían los periódicoshumorísticos, se impregnaba de su pasión,se saturaba de sus odios, se dejaba arrastrar por elinmenso poder atractivo de aquella alma, entraba,7^or decirlo así, en su foco, desapar.ecía en la órbita,en el torbellino de aquel astro ;bajo el dnomo de oro de sus cabellos rojos, lavirgen sentía germinar y bullir los mismos extrañossureños de libertad y redención, que obsesionabanla mente apostólica del caudillo, y bajo el nácarde su seno indómito, su corazón latía a impulsos www.gftaognosticaespiritual.org GRAN BIBLIOTECA VIRTUAL ESOTERICA ESPIRITUAL
  24. 24. 24 LOS PARIAS VARGAS VILA EL MAESTRO EL DIVINOdel mismo sentimiento altruista y redentora!, queagitaba el corazón del héroe futuro ;a las críticas, a los sarcasmos, a los insultos, conque su tío don N,epomuceno Vidal, había acoEfidola celebridad de Claudio, Georgina oponía terriblesrespuestas, frases agresivas, de tal manera hirientes,que ,el viejo amostazado decía : —Esta es loca, lo mismo quesu hermano ; ¡ dignoshijos de su padre!—E-s verdad — decía Carmen, con esa t-erribleironía de los seres sin hi.el— ; si mi hüo tiene talento,no es herencia de la raza de los Vidales, y sitiene carácter, no es herencia de mi sangre ese carácter;-y, en efecto : ella era un alma de paz y sumisión,¡ alma plácida, con la limpidez serena de uncielo de Mayo, sin inc-endios cegadores de sol,sin horrores terribles de borrasca ! tenía la imperturbablemansedumbre de los viejos canales flamencos,en cuya azulidad mística, se refleja el góticoencaje de los altos campanarios, y el gestoenamorado de las palomas, que se besan, en elalero de la ojiva clásica :una dulzura imperturbable reinaba en aquellaalma calmada, que semejaba en su apacibilidadmisteriosa, la qui.etud de un la?o blanco, consteladode nenúfares ;14 VABGAS VILAdulce, como el fin de un día de otoño en la campiña,su mansedumbre de santa, se reflejaba bien<en la tranquilidad augusta del rostro pálido, degrandes facciones acentuadas, de labios gruesos y www.gftaognosticaespiritual.org GRAN BIBLIOTECA VIRTUAL ESOTERICA ESPIRITUAL
  25. 25. 25 LOS PARIAS VARGAS VILA EL MAESTRO EL DIVINOexangües, y cantaba la canción de todas las resignaciones,en sus dos ojos negios, de antílope vencido,ojos que con sus grandes pupilas protuberantesy acariciadoras, esparcían una luz de pazy de amor sobre las almas, uno como beso de perdón,halo de azur, reflejo de lámpara veladora enla quietud divina d.el hogar ;el dolor, que había pasado por su vida con unaviolencia de huracán devastador, no había turbadola angélica serenidad de su espíritu ;ante la fatalidad inusitada, con que la vida lahabía herido en la pura germinación de todos sussu,eños, se había inclinado silenciosa, sin amargura,con la tristeza de una rosa blanca, que sedesflora entre los dedos de una mano brutal;era un alma de holocausto ; su vida había sidoun sacrificio continnado v silencioso, la fulguraciónde un cirio ante un ídolo, una agonía de pétalosante un altar; bajo la cru.eldad de la vida,se rompía como una flor, se evaporaba como un incienso,temblaba como nn cántico ;pero no se quejó, no protestó, no se rebeló jamáscontra el Destino ;su vida, había sido un largo día sin sol, una floraciónde dolores en la sombra, un gran sollozo enla penumbra ;última hija de una familia de campesmos millonarios,con ilusiones de nobleza ibera, preten-jiosos, ignorantes, linajudos, espécimen escogidode ie.sa aristocracia campestre, Umo del coloniaje,quedado en asqueroso sedimento a las riberas de laRepública naciente ;caballeros del arado, señores feudales, omnipoLOS www.gftaognosticaespiritual.org GRAN BIBLIOTECA VIRTUAL ESOTERICA ESPIRITUAL
  26. 26. 26 LOS PARIAS VARGAS VILA EL MAESTRO EL DIVINOPABIAS 15lentes y crueles, tipos completos de la más abyectaigüoraucia, y de la más vil superstición ;representant,es de todos los odios anacrónicoscontra la libertad, y de las más estraialarias cruzadascontra el espnitu del siglo ;caballería rusticana, analfabeta y devota, que hasido, allá, por los campos de la Aaiérica, cuandono ia sombra inofensiva del jam<elgo triste de donQuijote, el lobo devorador del inerme campesino ;de esa aristocracia de lacayos endomingados, ahorcajadas en un escudo heráldico, apócrifo, y ¿enredadosen la paitícula de nobleza, como un cerdoen su soga, eran los señores de Vidai y Vidaurrázar,de los cuales don Juan José, había sido elpadr.e de Carmen ;ésta, apenas se recordaba de él, porque habíamuerto estando ella muy niña, y desde entonces,había caído con su madre y sus hermanas, bajoel mando omnipotente de don Nepomuceno Vidal,su único hermano ;bajo la dictadura de este príncipe heredero deuna rurahdad feroz, vio ella a su madre, convertirse^en sierva de aquel hijo desnaturalizado, quela oprimía, y ella y sus hermanas, fueron autómatastembk)rosos, esclavas sumisas, de aquelamo voluntarioso y violento ;así se había deslizado su infancia, en esa servidumbreenclaustrada y d,evota, cerca a sus hermanas,cuya juventud agonizaba en una soledadde falansterio, vírgenes nostálgicas, obsesionadaspor sueños piadosos, por temores de leyenda, entamentedevoradas por la vida, iryíoblemeDte sacrificadaspor el egoísmo fraternal, visionarias www.gftaognosticaespiritual.org GRAN BIBLIOTECA VIRTUAL ESOTERICA ESPIRITUAL
  27. 27. 27 LOS PARIAS VARGAS VILA EL MAESTRO EL DIVINOmísticas, vagando como fantasmas en la noch^e moral,vecina de la histeria...ella, había visto a su madre, vencida en su orgullo,desposeída de su dignidad de jefe de familia,plegada bajo la dictadura filial, en la d^esola16VAEGAS VILAción de todos los afectos, arrastrar una existenciamiserable, vagando en la gran casa conventual,como una extraña, como una prisionera, apenastolerada, como una ruina que tardara en d,esaparecer,fantasma augusto y desolante, agonizandoentre el enojo y el rencor, los ojos pertinazmenteUenos de lágrimas acusatrices, los labios selladospor silencios implacables...y, la había visto morir así, rota su energía antela brutalidad del hijo imperioso y cruel, vencida,pero inexorable, no bendiciendo, no perdonando asu verdugo, apartando d,e él los ojos con aversión,esquivando con su mano diáfana de moribundairreductible, el beso profanador, de los labios asesinos,agonizante indescifrable, expirando enigmática,altanera, llenos los ojos de maldiciones mudas,pictóricos de secretos los labios inviolados...y, ella, había quedado confiada a sus hermanas,las grandes vírgenes melancólicas, sus mayores demuchos años, vegetativas e inertes, almas torturadaspor extraños dolores, como almas antiguasbajo una condenación enconada de los dioses...y, aparecían a su vista, así, en un tríptico doloroso,predestinadas al sacrificio por leyes ineludibles,moviéndose len el trágico círculo de sus doloresincontables ; almas sombrías, cerradas al beso de toda consolación! www.gftaognosticaespiritual.org GRAN BIBLIOTECA VIRTUAL ESOTERICA ESPIRITUAL
  28. 28. 28 LOS PARIAS VARGAS VILA EL MAESTRO EL DIVINOy, las veía surgir así, en el orgullo triste de losUses, sobre cuya blancura deslumbrante, sólo caela sombra prodigiosa de los montes, transfiguradosen el crecimiento radioso del crepúsculo ; pasandoen el gran silencio, como mariposas blancas, quehac,en caricias de vuelo al negro inquietante de lasvegetaciones meditabundas...itristes ! . . . porque las rosas de sus labios no sedeshojaron temblorosíis en el estremecimiento divinod^e los besos ;LOS PABIAS 17porque los lirios de sus senos, ánforas de alabastio,no sintieron la profanación de las caricias, nicontuvieron el néctar de la vida, ni el licor de exiiañasfecundaciones vertió de ellos;porqu,e en sus cuerpos vestálicos, el estremecimientode la carne murió sin ruido, como olasvencidas en una playa sin escollos ;porque sus flancos inmaculados, no fueron abraí>ados por la llama del placer, ni sintieron el espasmode la beatitud suprema, ni ^ abrieron enel victorioso desgarramiento de la maternidad ;porque fueron bellas, en la infecundidad glacialde su belleza, nobl,es, en la esterilidad inclementede su vida, augustas, bajo las grandes rosas de suvirginidad, silenciosas y altaneras, en la pálida ñoraciónde sus sueños muertos ;y, pasaron así, como una ascensión de hostias enuna nube d»6 incienso, como una procesión de cisnessobre estanques misteriosos, como una floración,de rosas blancas, abiertas en un rosal demuerte ;y, pasaban así, en su recuerdo, como en un paisaj, www.gftaognosticaespiritual.org GRAN BIBLIOTECA VIRTUAL ESOTERICA ESPIRITUAL
  29. 29. 29 LOS PARIAS VARGAS VILA EL MAESTRO EL DIVINOe de hastío, en la niebla de aquellas horas imprecisas,de enojo y soledad ,Hildegonda, la mayor, con la pompa de su nombrereal y de su belleza clásica, semejaba, bajosus grandes mantos, como tocas abaciales, unaEmperatriz ,en duelo ; su belleza imperiosa, teníaun extraño gesto dominador de antigua castellana,trazando en la sombra caminos de victoria a cruzadosgenerosos ;un día, se le había visto llorar, gemir, implorar,y desaparecer después, para siempre, como arrebatadapor una fuerza desconocida, hacia lejanoslimbos de horror y de misterio ;y, Carmen, recordaba bien, el grito, aquel gritoangustioso, que sus oídos infantiles habían escuchadosonar en la noche negra, cuando un coche18 VAfiGAS VILAhabía partido de la hacienda, llevando como prisionerala virgen desesperada ;después, había sabido que Hildegonda, habíaprofesado en un convento de la Capital, dando aDios el oro de su dote cuantiosa, y el esplendorde su belleza prodigiosa ;nada más se supo de ella ; la Eeligión la aisló,como en un harem místico, y el silencio la cubriócomo la losa de un sepulcro ,Egmeragda, la segunda, que debía a la estulticiapaterna, el romanticismo histórico de su nombre,era bien ,el tipo delicado y frágil de una princesanubil, hecha para la soledad agreste del castillofeudal, para alzar su cabeza blonda, sobre lamuralla negra, como un heliantemo alza al sol sucopa de oro, para ostentar sobre la ruina del torreónmedioeval www.gftaognosticaespiritual.org GRAN BIBLIOTECA VIRTUAL ESOTERICA ESPIRITUAL
  30. 30. 30 LOS PARIAS VARGAS VILA EL MAESTRO EL DIVINO;su palidez nevada de geranio, como una hostia,surgiendo de una copa de esmaltes, llena hasta losbordes de vino n,egro de Siciha, y pasear el azulmediterráneo de sus ojos, sobre los campos absortosen el sacrificio de la tarde agonizante, tratandode divisar a la luz del espectro lunar, ,el caballeroarmado, que vendría de muy lejos, a libertar suhermosura cautiva, su místico esplendor de crisólitoradiante, a conquistar el tesoro d,e sus labios,a poner, sobre su seno impoluto, la dura malla desu cota ennegrecida en el salvaje horror de milcombates ;y, un día, se 1^ había visto palidecer, languidecer,desaparecer, como un Ikio que se marchita,se inclina y se desflora, cayendo pétalo a pétalo enlas aguas de un estanque ;se había hablado d,e una enfermedad extraña,de sortilegio, de posesión...y, entre conjuros, misterios y exorcismos, habíamuerto la blonda belleza, como desvanecida en elrayo d,e oro de la tarde, de la tarde que sembrabaLOS PARIAS 19de rosas lus seiuleiüs azules del espacio, del espacioinfinito, iluminado como para el paso magníficode un dios...y, Carmen, la había visto partir, en su viaje alpaís de lo Ignoto, vestida de blanco, coronada deazahares, para su epitalamio con el sepulcro, cuasidesaparecida bajo las macetas de rosas de la campiña,que temblaban a la caricia del sol, y seextendían sobre el féretro, como un manto de gloria,dormida para siempre, entre el esplendor delas corolas multicolores, que le hacían una mortaja www.gftaognosticaespiritual.org GRAN BIBLIOTECA VIRTUAL ESOTERICA ESPIRITUAL
  31. 31. 31 LOS PARIAS VARGAS VILA EL MAESTRO EL DIVINOde tintes aurórales, bajo un cielo azul, de nubesacariciadoras y serenas, en el regocijo de los camix)s, ebrios de aiie matinal, el grito de las campanas,,en una como marcha triunfal, por senderosvictoriosos, una ascensión de apoteosis a cielos desconocidos;había quedado Fredegunda, la última de las tresgrandes hermanas, antítesis viva de su terriblenombriC semibárbaro, natuialeza de holocausto,convencida de la necesidad imperiosa de su esclavitud,devorada por una sed infinita de obediencia,por un deseo inextinguible d,e hacerse olvidar, deborrarse, de desaparecer, envolviéndose en el silenciocomo en un velo, p.erpetuando las gracias ylos candores de la adolescencia, en su belleza deminiatura, en su espíritu de candideces irijefables,en su ida contemplativa, toda de sacrificio y deplegaria;al lado de ella creció Carmen, abriendo las graciasde su nubilidad opulenta, el encanto de subelleza oriental, en la vasta soledad, en el mortalsilencio de la casa solariega, en las frondas miste-1 iosas de los jardines incultos, en la calma sagrada(le la capilla familiar, como una flor de regocijo,entre los pétalos pálidos y los cirios expiatorios, quese consumían en holocausto, sobre los mármolesinclementes del altar ;PARIAS.—3aO vakgas vilay, habría seguido la misma senda, de silenciosay trágica inmolación, de sus hermanas sacrificadas,si una convulsión nacional, no hubiera arrojado www.gftaognosticaespiritual.org GRAN BIBLIOTECA VIRTUAL ESOTERICA ESPIRITUAL
  32. 32. 32 LOS PARIAS VARGAS VILA EL MAESTRO EL DIVINOen su camino, al Electo, a aquel que seríael libertador de su belleza cautiva, el dueño de sucorazón y de su vida ;y, la aurora lució sobre ,el estancamiento pasivode su existencia, y el horizonte páhdo se incendió...Apareció el Amor;fué en una de esas revoluciones, que ^ei despotismobozal, engendra en América, en una de esasguerras, que allí los gobiernos fomentan y los pii<eblosaceptan, en una hora de pública demencia,que el Destino, puso ante ella, la encarnación palpitante(ie su sueño de virgen sometida ;al comenzar de esa guerra, un escuadrón, formadode los jóvenes liberales más notables de laCapital, que llevaba, como un reto, ^1 título deLegioimrios de la Muerte, vino, después de unabatalla en los montes cercanos, a hacer su cuartelgeneral, ¿en la hacienda de Santa Bárbara;a su aproximación, don Nepomuceno Vidal, tanconservador de su vida como de sus opiniones, habíahuido despavorido, a buscar refugio en la máscercana población, bien guardada por tropas gubernamentales;sus h,ermanas, quedaron solas ;los legionarios de la Muerte, fueron de una correcciónimpecable para con las dos hermanas,quedadas en la casa ;entre aquellos oficial»es, había uno, que era casiun niño, adolescente tumultuoso, atrevido, cuyashazañas de valor, empezaba ya a rumorear la gloria,como las de los héroes virginales de Ayax,niño bello y épico, como h,echo para el ritmo de laepopeya y la caricia del buril; www.gftaognosticaespiritual.org GRAN BIBLIOTECA VIRTUAL ESOTERICA ESPIRITUAL
  33. 33. 33 LOS PARIAS VARGAS VILA EL MAESTRO EL DIVINOera Tobías Franco, de diez y ocho años de edad,de raza heroica, cuasi imberbe, de esa hermosiu^aLOS PARIAS 21de guerrero juvenil, tan bien expresada por Donatello,en el San Jorijc, del Museo Nacional de Florencia;el Amor, que es una fiera en acecho, saltó sobreel corazón d,el joven héroe, a la aparición de Carmen,con su belleza pictural de un esbozo delPozzetti, con las bandas de sus cabellos negros,sombreándole el rostro pálido, los grandes ojostiernos y sombríos, la frágil gracilidad d,e sus formas,su gesto hiperdúlico, que la hacía aparecercomo una de aquellas figuras de Adoración, quemonjes artistas, grabaron en el velin laminado delos misales antiguos ;y, los dos niños s^e amaron, con la premura angustiosadel momento y de la edad, con la castaidolatría de las nobles pasiones inmortales.Tobías Franco, sabía bien, porque era voz pública,que don Nepomuceno Vidal, era el ¡enemigopersonal y encarnizado de todos los pretendientesde sus hermanas, que no había retrocedido antenada para mantenerlas solteras, para que así, laherencia suya ni se dividiese ni se mermase, yqu.edara para siempre en sus manos acaparadoras ysórdidas... y, sabía bien, las terrificantes historiasque se contaban de los enamorados de esas vírgenesfatales, desaparecidas en el claustro o ¿en latumba ;él, no temió por su vida, pero sí por su amor, yasí aprovechó la ausencia del hermano, para raptara Carmen ; la depositó en casa de su propia madree,en la Capital, y la hizo su esposa, antes de www.gftaognosticaespiritual.org GRAN BIBLIOTECA VIRTUAL ESOTERICA ESPIRITUAL
  34. 34. 34 LOS PARIAS VARGAS VILA EL MAESTRO EL DIVINOir a continuar la guerra en comarcas lejanas ;cuando volvió, un año después, ya Claudio habíanacido ;la insolencia, es el valor de los que no tienenninguno ; don Nepomuceno Vidal, era insolente,no ¿era valiente ; y, el valor probado de su cuñado,era una pesadilla para él ; no se sabía qué era más22 VAÉGAS VILAgrande, si el odio o el temor que le tenía ; cuandosupo que Tobías Pranco, iba por medio de unabogado, a reclamarle la li^erencia de su mujer,escribió a éste, apellidándolo hermano, llamándoloa la conciliación, citándolo para un avenimiento ;el héroe aceptó, confiado, y, los dos esposos vinieronen visita a Santa Bárbara, como gaje de];econciliación y de paz ;don Nepomuceno, fué espléndido, en el recibimientode su cuñado y de su hermana ; él nñsmo,habló de la partición de la herencia, y rogó a sucuñado que esp^erase el arreglo de la testamentaría,antes de volver a la guerra, que continuaba encarnizada;como Carmen estaba encinta, por segunda vez,Tobías aceptó, y se establecieron transitoriamenteen El Retiro, que hacía parte de la dote de aquélla,como herencia de un tío suyo;guerrillas Überaies y guerrülas conservadoras infestabanlos campos y los pueblos adyacentes ; todoslos días se escuchaban crónicas terribles, decombates, saqueos, ataques en despoblado, as,esinatosen las haciendas y cortijos cercanos ; los dospartidos extremaban el odio hasta la ferocidad, y ía.ferocidad hasta el horror. www.gftaognosticaespiritual.org GRAN BIBLIOTECA VIRTUAL ESOTERICA ESPIRITUAL
  35. 35. 35 LOS PARIAS VARGAS VILA EL MAESTRO EL DIVINOTobías Franco, comprendió que 4^bía paii^ir,aplazando los arreglos de herencia para la épocade paz, y así lo participó a su cuñado, que fingióoponerse con cariño, alegando el estado interesanted,6 su hermana.Tobías insistió, porque comenzaba a no sentaseen seguridad, y a temer especialmente de los buhos,terrible guerrilla conservadora, organizada ymantenida por don Nepomuceno Vidal, y formadade arrendatarios y peones de la ha-cienda y de todoslos bandidos y descastados de la Capital y delos pueblos circunvecinos.Carmen, vivía en una zozobra permanente, porLOSPAKIAS 23que a sus oídos habían llegado ya, palabras amenazantesde los buhos y contra su marido, y sentíala hostilidad que rodeaba al héroe liberal, perdidoen aquella madriguera de forajidos ;la víspera del viaje, todos dormían en El Retiro,cuando una guerrilla, que había avanzado en silencio,por entre las zanjas secas y los trigales crecidos,hizo irrupción, en el patio y los corredores dela casa, y la rodeó por completo ;al ruido de los caballos, de las descargas, de losgritos salvajes, Carmen y Tobías despertaron ;el Jefe liberal, comprendió que estaba cercado yque no le quedaba más que vender cara su vida ;ios insultos a su nombre, crecían afuera, con lasamenazas de muerde. —Son los buhos — dijo él, y se preparóa morircombatiendo ;los golpes de culata se sentían, desarrajando lapuerta dje* la sala ;con una carabina de repetición, Tobías Franco www.gftaognosticaespiritual.org GRAN BIBLIOTECA VIRTUAL ESOTERICA ESPIRITUAL
  36. 36. 36 LOS PARIAS VARGAS VILA EL MAESTRO EL DIVINOhizo fuego seguido- sobre la puerta, tras de la cualsentía el grupo de bandidos ;éstos, diezmados por aquella descarga nutrida,cesaron ^el ataque un momento, sin duda para alejarlos muertos y los heridos, que aquella defensainesperada había producido en sus filas.Carmen, de pie detrás de su marido, rezaba ís-nvoz baja, y trataba de acallar los gritos de Claudio,despertado por el tumulto ;los guerrilleros, más enfurecidos, volvieron alasalto ; la puerta, ya desastillada, y rota por lasmismas descargas de Tobías, cedió al fin... losasesinos, entraron en tumulto, con los machetesdesnudos ;.el héroe, cercado, avanzó sobre ellos haciendojugar su sable, con una rapid.ez, que tenía del vértigoy del prodigio...la emoción había robado la voz a Carmen ; páli24VAKGAS VILAda, trágica, mii-aba aquel combate, sin un movimiento,sin un grito, apretando su hijo contra sucorazón, como si salvase el cuerpo del último niobida;el choque fué rápido, como un choque de rayos ;los machetes centellaron, como una nube eléctrica,abatiéndose sobre la cabeza del héroe ; éstevaciló, desarmado por un golpe que arrojó lejos lamitad de su brazo derecho, con la mano crispadaen la empuñadura del sablee, después cayó sobreuna rodilla, y se abatió a tierra, decapitado por ungolpe que arrojó la cabeza a los pies de Carmen ;ésta no dijo nada, abrió los brazos, dejó caer suhijo al suelo, y se d,esplomó sin sentido...al día siguiente, cuando abrió los ojos, el cadáver www.gftaognosticaespiritual.org GRAN BIBLIOTECA VIRTUAL ESOTERICA ESPIRITUAL
  37. 37. 37 LOS PARIAS VARGAS VILA EL MAESTRO EL DIVINOde su marido hecho pedazos, estaba en la sala, enun ataúd fabricado a la ligera, su hijo gritaba enbrazos de una mujer qu,© hacía esfuerzos por acallarlo,y cerca de ella, vajeaba un ser venido almundo en esa hora de horror : era Georgina ;enterrado su marido, repuesta de aquel partoprematuro, no tuvo fuerzas para luchar, y quedóviviendo allí, otra vez bajo la dictadura de su hermano,consagrada al cuidado de sus hijos ;y, ellos habían crecido a su lado, y los veía ahoraallí, los dos pedazos de su corazón, las dos únicasflores del jardín de su vida, de las cuales sus ojos regocijadosveían la maravilla, las dos almas tanpuras, tan rectas, encaminadas hacia el bien contanta fiereza, vueltas con tanto orgullo hacia lasgrandes cosas de la vida ;él, de una belleza tan varonil, t-an fuerte, lafrente pensativa bajo la fronda de los cabellos negros,surcada por un pliegue de voluntad indomableentre las cejas espesas, tenebrosas, la mirada enérgicahasta el reto, la boca desdeñosa, palpitante deelocuencia, la quijada de león, tendiendo a hacerLOS PARIAS 25de una expcesión de fuerza terrible, aquel rostrobañado por fugitivos resplandores de dulzura ;y, Georgina, con su hermosura de leona virgen,exuberante y grandiosa, bajo la cabellera cuasiroja, que brillaba a los fulgores de la lámpara comoun halo de incendio, la serenidad terrible de susojos, de un gris de mar escandinava, con la profundidadmisteriosa de un miraje austral, la floraciónopulenta de sus carní?s nubiles, ricas de sangrepura, que semejaban bajo la blancura atercioj>elada de la piel, un campo de lilas sepultadas por www.gftaognosticaespiritual.org GRAN BIBLIOTECA VIRTUAL ESOTERICA ESPIRITUAL
  38. 38. 38 LOS PARIAS VARGAS VILA EL MAESTRO EL DIVINOla nieve, el mismo pliegu,e de voluntad indomablede Claudio, el mismo gesto de energía casi violenta,la misma seriedad prematura, que era como lel recogimientode un alma ante la espera del milagro,la atención religiosa del espíritu a las rev^elacionesoraculares del Destino, el plegamiento de alas deun águila, sobre las riberas de un océano ^n tormentade equinoccio...y, ella, los miraba allí, tan cerca de sus brazos yde su corazón, con una exaltación de amor engrandecidahasta el éxtasis, y una luz de adoración ^nlos ojos fatigados, que la frecuencia del llanto habíahecho enfermos, límpidos y tristes, como lagosde invierno cargados de crepúsculos ;una atmósfera d,e intimidad y de quietud envolvíalos seres y las cosas, en el pequeño comedorfamiUar, lleno de los ruidos del campo y del aromade las flores, que se abrían sobr.e la mesa, en grandesvasos de cristal, en una muda salutación debienvenida ;la luz de la gran lámpara suspendida, centelleabaen ondas d,e reflejos estremecidos sobre la blancurainmaculada de los manteles, la languidez tiernade las rosas, la opacidad puHda de la antiguaargentería, que formaba todos los prismas del iris,sobre la vieja vajilla, sacada a relucir en son d^efiesta, y hacía haces tembladores de rayos, viole26VAEGAS VILAta, índigo, ámbar, ópalo, cinabrio y heliotropo,en el desorden de la cristaliería multicolor, y en lascopas azules, donde un vino generoso de España,parecía cantar la canción del regreso, al deseado,al hijo amoroso q^e volvía ;afuera, la luz de la luna iluminaba el campo dormido www.gftaognosticaespiritual.org GRAN BIBLIOTECA VIRTUAL ESOTERICA ESPIRITUAL
  39. 39. 39 LOS PARIAS VARGAS VILA EL MAESTRO EL DIVINOy el vasto cielo azul, y daba reflejos de maragitada a la llanura, que parecía inconmensurableen su belleza nocturnal, y fingía mariposas de oropn la negrura de los jardines silenciosos, como absortosen la belleza del paisaje, en el encanto deesa decoración de sueño y de holocausto ;adentro, la voz de Claudio, sonaba cariñosa enla intimidad fluida, en tonos graves y armoniosos ;la madre y la hermana, lo escuchaban atentas, y,a veces, sus voces se mezclaban o sucedían a la deél, con ritmos apacibles, como d^ fuentes descendiendoal valle ;se hablaba de la Capital, de los bailes, de losteatros, y las brillantes futilidades, pasaban sinrumores, por el espejo de aqu,ellas almas serias,graves y calmadas ;cuando Claudio contó sus luchas periodísticas, ydijo de la crueldad de sus contrarios, de sus meseshoiTÍbles de prisión, y sus frases caldeadas al fuegodel recuerdo, brotaban de su boca, como floreselocuentes de revancha, o rosas pálidas de vencimiento,los ojos yo, enfermos de la madre, se llenaronde lágrimas, mientras las pupilas de la virgenirradiaban, como cielos incendiados, tras elcortinaje de las pestañas umbrías, y sus manosdominatrices y nerviosas desfloraban geranios enlas copas azul,es, con un gesto lento, de sacerdotisaimplacable. ..se llegó al momento de las confidencias, se hablóde la familia, de la llegada del primo Justo, hijo dedon Nepomuceno, recient^emente graduado médicoen la Capital, de la recepción que le habían hechoLOS PAKIAS 27 www.gftaognosticaespiritual.org GRAN BIBLIOTECA VIRTUAL ESOTERICA ESPIRITUAL
  40. 40. 40 LOS PARIAS VARGAS VILA EL MAESTRO EL DIVINOen el pueblo, y de la clienV-la inmensa con quecontaba. —Todo el pueblo — dijo Carmen. —Salieron arecibirlo casi todos los vecinos, conel cura a la cabeza ; éste en un sermón, lo r^econiendóa los padres de familia, y lo puso como modelode la juventud cristiana, no contaminada doescándalo, ni envenenada por las id,eas disociadorasde la época.Claudio, sonrió, comprendiendo bien que aquellugar común de dialéctica curial, aquel desahogode ganapanismo eclesiástico, había sido dicho (exclusivamentecontra él y para él ; conocía bastantea su primo, sabía su espantosa nulidad, vecina delos limbos del idiotismo, y se explicaba bien aquellapopularidad, aquella cel^ebridad beócica, en esapasión por todo lo nulo, en ese furor de lo mediocre,que caracterizaban su época, y azotaban laspocas flores del jardín intelectual de su patria,castigado, devastado, conv¡ertido casi en un huertode frondoso cretinismo ;i paraíso de los rampantes, donde, cinocéfalosparladores hacían visajes, prendidos de la cola enlos árboles robustos de la estulticia nacional, elefantjesdel clasicismo, paseaban su nulidad megatéricaentre una flora opulenta de estupidez adoratriz,gansos del diccionario, eran el ave Fénix dela sabiduría, y eunucos, guardianes del harem léxico,eran los Al.ejandros conquistadores, de aquelImperio de Idiotas, donde toda superioridad, todapersonalidad, todo relieve, eran un crimen, inexorablementecondenado al d.esdén olímpico de lossemiletrados de arriba y al insulto cínico de losanalfabetos de abajo! www.gftaognosticaespiritual.org GRAN BIBLIOTECA VIRTUAL ESOTERICA ESPIRITUAL
  41. 41. 41 LOS PARIAS VARGAS VILA EL MAESTRO EL DIVINO—Y, ha venido aún mas piadoso que antes —dijo Georgina, con un acento de im[~ierceptible ironía—; trajo los estatutos de una sociedad llamadaEscuela de Cristo, para fundar aquí una, semejan28VARGAS VILAte a la que existe en la Capital ; todos los mozosconservador.es han entra-do a ella ; hay ya más decien ; el domingo pasado hicieron su primera SesiónSolemne, hubo Comunión General, y todos recibieronel Santísimo, vestidos diQ frac, con bandasde cinta azul ;en el pecho. —¿Y corona de azahares? — dijosonriendo tristementeClaudio, ant^ el recuerdo de aquel jardínde imbecilidad dorada, que sje llamaba Escuela deCristo, en la Capital donde el cabotinismo abyecto,de la clerecía afeminada, reunía la prole ambiguade los bm^gueses ricos y de los cosecheros y labriegosatacados del incurable mal de sueños de feudalismoaristocrático, para acabarla de idiotizar enun misticismo pútrido, desarrollando en ella lasherencias m.órbidas d,el linaje, precipitando la decadenciatriste de la raza, desviando las corrientesde su vida anémicar hacia la estéril región de loslagos asfálticos;y, sin duda, su rostro se hizo triste, a la vista deesa inievitable decadencia, de la miseria universalde su época, con el sentimiento de estupor, de disgustoy de espanto, que lo poseía, ante la insondablebajeza de las almas cont^emporáneas, y leestrechaba el corazón, al ver a qué punto de degradaciónintelectual y moral había llevado la república,un régimen que encarnaba ^n sí todos losvicios, y que era grotesco sin dejar de ser odioso, www.gftaognosticaespiritual.org GRAN BIBLIOTECA VIRTUAL ESOTERICA ESPIRITUAL
  42. 42. 42 LOS PARIAS VARGAS VILA EL MAESTRO EL DIVINOal imponer a las inteligencias y a las almas, todaespecie de ortodoxias, íesde la ortodoxia del adulterio,hasta la ortodoxia del peculado.Georgina, que vio la nube de disgusto que seposó en la frente dkel hermano, quiso llevar su atenciónhacia cosas más cariñosas, y dijo : —Nosotras, lo consultamos,sobre la enfermedadde ojos de mamá, y opinó que debía ser vista porun especiahsta.Claudio, miró con ternura infinita los ojos de laLOS PARIAS 29madre, sobre los cuales empezaba ya acaer la sombraimpenetrable, y aca™tó cou carino febnl lacabeza blanca, que tembló bajo la caricia de Umano filial, como una rosa tocada poi las alas ae""-"fofeso era mi empeño - dijo-, de que fue-ZiSS - xwitió .como. >-—«rniásoTas mocantes de la sombra la huella fulcuranted* un sueño desvanecido ;^V entonces se descendió como con pena, a latrHe conversación de los intereses materiales-La hiüoteca del Potrerito. no dio mas que mipesos n hermano Nepomuceno, me hizo este ul-Srfavor, por ser el ^-^ P-^.^f^rad nque los extraños supieran nuestros apuros de ai""^^Pero ¡cómo! ¿has tenido necesidad de Wpo-. ..Tpntrerito v no me habías dicho nada?""";Pafa qué entristecerte la,felicidad de tu grado?mi ¿ermano mismo, opinó que no te lo di¡e- Tcólera sorda y Mai-f^ f,^]7,tfÍSdS:- ^o^n^ulnzlr^scirable acrimo- www.gftaognosticaespiritual.org GRAN BIBLIOTECA VIRTUAL ESOTERICA ESPIRITUAL
  43. 43. 43 LOS PARIAS VARGAS VILA EL MAESTRO EL DIVINO^níni, crmigo, que soy abogado ; yo le haré30 VARGAS VILAsoltar todos los pedazos de la presa ; yo haré vomitara ese tigre ahito, todo lo que ha devorado entantos años de infamia.Carmen, tembló ante la expresión áfi aquella cóleracontenida ; desde los tiempos de su esposo nohabía oído apostrofar así a su hermano ; era la resurreccióndiel odio paterno, que la hacía retrocederasustada como si viese brotar delante de ella lasllamas de un volcán hasta entonces ignorado. —¡ Claudio, hijomío ! ¿qué dices? ; si tu tío nosha hecho tantos servicios y dice que le debemostanto dinero ! —Ahora veremos quién debe a quién ; él, no harendido nunca, a nadie cuenta de la herencia qu»ese ha acostumbrado a mirar como cosa propia, yahora me la rendirá a mí ; él, ha creído poder devoraren silencio la fortuna de sus hermanas, y yole probaré que el hijo de Tobías Franco asesinadopor sus guerrilleros, nació para su castigo, que fuétardío su asesinato, infecundo su crimen, porqueya la víctima había engendrado en vientre de suhermana el Vengador...sí, 5^0 nací de tu vientre de paloma, pero engendradopor un buitre, yo también tengo instinto.-de ave carnicera, y con mis garras y con mis alas,daré cuenta de esta ave de rapiña, que quiere arrebatara los huérfanos el nido hecho soHtario por elhorror de su inmenso fratricidio.Carmen, qu,edó aterrada, ante la ivacidad deaquella cólera y el gesto terriblemente sombrío,con que fueron dichas aquellas palabras de tanamenazante elocuencia ;pálida, altanera, vibrante, Georgina escuchaba, www.gftaognosticaespiritual.org GRAN BIBLIOTECA VIRTUAL ESOTERICA ESPIRITUAL
  44. 44. 44 LOS PARIAS VARGAS VILA EL MAESTRO EL DIVINOlas fauces convulsas, la nariz palpitante como lasde un tigre adolescente a vista de su primera caza,nierviosa, como agitada por la misma tormenta quearrebataba el alma de Claudio, una luz extraña enlos ojos, la cabellera centelleante bajo la lámpara,LOS PARIAS 31tuda ella como abrasada en la misma Uama de pasión,de orgullo, de soberbia que transtiguraba yhacía terrible la belleza épica del hermano. —Tienes razón —dijo, con una voz de sonoridadesardientes y tonos bajos, voz de trágica, comoSI modulase una estrofa de Pedra o de Antígona, ypasase en sus palabras, el soplo raciniano o el terribleacento de la musa soloclea... — tienes razón; es hora de castigar la iniquidad ; Dios nopuede hacerla eternamente victoriosa ; la sangrede Ab,el pide Justicia. —Dios manda perdonar ; es a El a quiencorrespondeel castigo ; la venganza es una usurpación —dijo la madre con gravedad, extendiendo su mansedumbrecomo un escudo sobre el pecho de suhermano : —iSo, madre — dijo Claudio—, perdón es baldón,debilidad es complicidad ; renunciar a hacerjusticia es llamarla sobre sí;la Venganza no es venganza, es Equidad ;el Evangelio, ese zarzal de verdades punzadoraslo ha dicho : ojo por ojo y diente por diente;hombre qu,e no castiga, no merece estimación ;la indignidad se cobija con el manto del Olvido;olvidar es claudicar ;el ^Xírdón de la ofensa es la apostasía de la vergüenza www.gftaognosticaespiritual.org GRAN BIBLIOTECA VIRTUAL ESOTERICA ESPIRITUAL
  45. 45. 45 LOS PARIAS VARGAS VILA EL MAESTRO EL DIVINO;el odio es la memoria d.e la ofensa, como la gratitudes la memoria del beneficio;las almas grandes, no olvidan ni perdonan ;la memoria es una, para el bien y para el malquien olvida la of^ensa, olvida el beneficio ;quien devora el ultraje no recuerda la dádiva ;quien olvida él bofetón dado, olvida el serviciorecibido ;la humildad, como todas las virtudes cristianas,es una falsa virtud, es la iegación de la dignidadhumana ;32* VARGAS VILAel Cristo, que aconsejó poner la otra mejilla albofetón, cuando en el camino del Calvario, el centuriónlo abofeteó, se olvidó ñ^ su máxima, y envez de volver el rostro, preguntó por qué lo hería;poner nuestra venganza en manos de la Divinidad,es sancionar el triunfo de^ la Iniquidad ;la Divinidad es impasible, como la vida, ciegay sorda a las cosas de los hombres ;no es justa ni es injusta ; es inconsciente comolas fuerzas fatales de la Naturaleza ; ni olvida niPiprdona, simplemente ignora ; ella no sabe nadade lo que nosotros llamamos Justicia o Injusticia,Equidad o Iniquidad... ni las comete tampoco;lo mismo apaga un astro en el cielo, que mata unniño en la cuna ; para ella no exist-e ni Tiberioni Jesús, no divisa la proyección que hac,e la membraturanegra del patíbulo, en la cumbre del Gólgota,ni la mancha obscura de la púrpura, tendida www.gftaognosticaespiritual.org GRAN BIBLIOTECA VIRTUAL ESOTERICA ESPIRITUAL
  46. 46. 46 LOS PARIAS VARGAS VILA EL MAESTRO EL DIVINOsobre las llagas en las breñas de Caprea ; lucha deinsjectos que mueren, los unos sobre el patíbulo,los otros sobre el trono ; ella no ve nada, se llamaIndiferencia ;no es ella la que nos levanta o nos aplasta, sonlas fuerzas brutales de la Vida ;el Destino, ¡ese pirata ciego, no sabe los bajelesque sumerge ni los que salva ;poner nuestra causa en maños del Destino, esconfiarla a lo Desconocido ;el hombre, verdad.eramente fuerte, no interrogasu Destino, lo modela, no sigue la Vida, hace lasuya, y pone sobre el vértigo poderoso de su existencia,el sello imperioso de su voluntad ;confiar nuestra venganza al Destino, es renunciara ella, hacer recular la justicia a los limbosremotos, donde yacen en inacción, los fantasmasmelancólicos d,e los dioses primitivos;no hay que dejar al crimen miserable ampararseLOS PABIAS 33tras el mito formidable ; hay que i>erseguirlo hastala sombra de ese altar, y asesmarlo al pie del ara,en presencia de la impasible Divinidad ;en los dramas íntimos de la conciencia, el hombrees su propio Juez ; ¡en las grandes cosas obscurasde la Vida, el hombre suple a Dios ;la Ven<^anza es de esas cosas terribles y santas,que viven en ¡él alma del hombre como intangiblesy renunciar a ella es renunciar a su destino,faltar a su vida, volver > espalda al imperiosoDeber inapelable ;^yo no traicionaré mi Vida. www.gftaognosticaespiritual.org GRAN BIBLIOTECA VIRTUAL ESOTERICA ESPIRITUAL
  47. 47. 47 LOS PARIAS VARGAS VILA EL MAESTRO EL DIVINOCarmien y Georgina, escuchaban absortas, anhelantes,como sacudidas por aquel soplo de proféticaelocuencia, que levantaba sus almas, y las mecíaen regiones inc-endiadas, como si bogasen en elfulgor de una t^empestad, sobre las alas de unáguila caudal ; , . ^•viendo a su hermana, tan heroicamente emocionada,la sintió muv cerca de su corazón, hgada a elpor los terribles odios de su sangre, y la envolvióen una mirada d.e fraternal adoración ;V contemplando la madre triste, cuyo rostroblanco se alzaba en la sombra como una beatiücacióny con sus ojos enfermos, miraba el horizonte,que la noche azulaba allá a lo lejos, soñadora, comodeiándos^e penetrar por el encanto arrobadorde aquella voz, que subía hasta su corazonf>en ondasterriblemente melodiosas, con un gesto afectuosose acercó a ella, su voz perdió todas sus notasaeres, y encontrando otra vez, su gravedadardiente y dulce, le dijo : —; No ves mamá querida, que sicallamos ahora,sería renunciar a nuestro derecho, consagrar nuestrodesi)OJo y nuestra ruina? para algo he estudiadoyo; siquiera sea para defenderte y para defendernos,para salvar algo de las manos codiciosasd,e mi tío, reconstruir aunque sea en parte nuestro34 VAEGAS VILApatrimonio, tan vilmente mermado ; yo, tengo eldeber de hacerte un porvenir, de librar a ti y aGeorgina de la miseria ; no pu^edo renunciar a estavindicación sin renunciar a mi deber ; hasta hoy,mi tío no ha tenido nadie quien le pida cuentas,y ha dispuesto a su antojo de la fortuna de los www.gftaognosticaespiritual.org GRAN BIBLIOTECA VIRTUAL ESOTERICA ESPIRITUAL
  48. 48. 48 LOS PARIAS VARGAS VILA EL MAESTRO EL DIVINOotros, jorque ¡esos otros eran mujeres desvalidas,a quienes él amedrentaba, y que vivían, se enclaustraban,o morían, sin una queja ;a la muerte de mi abuelo, ¿hizo él, por ventura,las particiones dp la herencia, que ascendía amucho más de medio millón de pesos?cuando mmió mi abuelita, tan duramente tratadapor él, ¿arregló los asuntos de la testamentaría?no, e hizo desaparecer su testamento, comoel de mi abuelo ;cuando mi tía Hildegonda, entró al convento, nodio sino cinco mil pesos para su dote, y le correspondíanmás de ochenta mil d,e su herencia ;y, la herencia de Egmeragda, ¿la ha repartido?¿qué le da a la pobre Fredegunda, que tiene quetrabajar como una sirvi^enta para disponer de algúndinero?y, a ti, ¿qué te ha dado? esta casa y la Vega,y el Potrerito, que el tío Pantaleón te dejó en herencia,¿no se los ha h.echo retrovender e hipotecar?hoy son de él, nosotros no tenemos nada ;al recuento de aquel despojo, la voz de Claudiovolvía a adquirir la violencia inusitada de antes.Georgina, par.ecía como absorta en la altaneragravedad de su espíritu.Carmen, callaba, los ojos medio ciegos comoabiertos sobre un abismo, sobre la desolación deun paisaje de muert^...—I Pobre Hilda !—dijo con una voz dolorosa, quetemblaba sobre sus labios tristes.Hilda, era el diminutivo de Hildegonda, comoLOS Í>AK1AS 35Magda, era el de Egiu^eragda, y Gundita, el de www.gftaognosticaespiritual.org GRAN BIBLIOTECA VIRTUAL ESOTERICA ESPIRITUAL
  49. 49. 49 LOS PARIAS VARGAS VILA EL MAESTRO EL DIVINOFredegunda. —¿-La viste tú? — preguntó Georgiua a suhermano,como recogiendo el pensamiento de su madree.—Imposible ; no me lo permitieron ; cuando yollegué para verla, ya mi tío había escrito al conventopara que me negaran hasta los informes sobresu salud ;el padre Barri,entos, hizo viaje expreso a la Capitalcon ese objeto, pero, aunque no me dejaionverla, todo lo supe, por un antiguo médico delConvento, y por el sacristán de la igl^esia ;lo que sucede allí es horrible ; es uno de esosdramas, que sólo pasan en una sociedad clerical yestólida, como la nuestra;cuando Hilda, fué llevada por engaño a la Capital,para impedirle seguir sus amores con PedroHuiz, que quería casarse con ella, se la llevaron alconvento del CarmjCn, bajo el pretexto de que unaniña sola no podía estar en un hotel, y se le dijoque sólo por tres meses permanecería allí;cuando por los discursos de la Madr^ Superioray las seducciones de las otras monjas, comprendióque se le quería hacer profesar, para acaparar sudote, o lo que mi tío quería dar como tal, la desdesperaciónse apoderó de ella, gritó, lloró, se rebeló,todo fué en vano ;se castigó su rebeldía con las sevicias más crueles; se le torturó con el ayuno, con el azote, conla reclusión en una c,elda de penitencia...allí, la locura cumplió su obra ; hoy es una idiotaesquelética, medio desnuda, que grita día y nochesobre un montón de inmundicias ; como en superíodo de lucha, un día se botó d»e una ventana, www.gftaognosticaespiritual.org GRAN BIBLIOTECA VIRTUAL ESOTERICA ESPIRITUAL
  50. 50. 50 LOS PARIAS VARGAS VILA EL MAESTRO EL DIVINOcon intención de huir, y se rompió una pierna, searrastra así, derrengada y coja, como un insectocontrahecho, entre la paja inmunda que le sirv,ePARIAS.—436 VARGAS VILAde cama, sobre los restos de sus comidas y la fermentaciónde sus propios excrementos...i y, este martirio, esta secuestración, este crimen,dura desde hace veinticinco años ! y, lasmonjas, para tranquilizar al vecindario, lleno deleyendas, por los gritos de la pobre demente, hablancon fingido horror, d,e la locura de sor Patrocinio,como la llaman, y dicen que está poseída deldemonio. —Lo mismo que con la pobre Magda ; ya vescómo la mataron. —¿Recuerdas? porque tenía amores conPepeRojas, y qu.ería casarse con él, mi tío la maltrató,la encerró, la amenazó con el convento;la pobre, que era muy débil, empezó a sufrir delcerebro por efecto del mi,edo ; entonces dijerontambién que estaba endemoniada y la sometierona torturas sin nombre, para expulsar el mal espíritu; la bañaban de noche, la hacían dormir enla capilla, la acostaban en una caja de muerto,con una calavera al lado...al fin, cayó enferma ; no llamaron médico ; ledieron a beber todo lo que mandó Pascuala, lahierbatera, y murió con horribles dolores d,e estómago,ocasionados por el demonio, que según ellostenía adentro. —¡ Qué crimen ! —A Gundita no le ha hechonada, porque nunca www.gftaognosticaespiritual.org GRAN BIBLIOTECA VIRTUAL ESOTERICA ESPIRITUAL
  51. 51. 51 LOS PARIAS VARGAS VILA EL MAESTRO EL DIVINOha pensado .en casarse. —^^A ti no pudo impedirte elmatrimonio, peroa nuestro padre, j ah, cómo se vengó de él !...a la triste evocación de tantos crímenes, la vozde Claudio se hizo irritada, nerviosa, de tonosacres y amenazantes ; la atmósfera estaba comoimpregnada de horror, cual si se escuchase sonaren la impecable serenidad d,e la noche, el gritode la loca, arrastrándose, perseguida por el azote,en su cubil de inmundicias, cual si el fantasmaLOS PABIAS 37blanco y melancólico de ]íagda, pasas.e agitandoalas desmesuradas, en el silencio inconmensurable,y la visión del héroe asesinado, surgiese, demandandovenganza, en la ultrajante impasibilidad dela Naturaleza silenciosa y calmada ;se sentía crecer la angustia colérica de las almas,en el silencio atento de las cosas inmutables ;se diría el paso d.e una Admonición, cabalgandoen las alas del silencio ;la mirada de Claudio, encontró los ojos de suhermana fijos en él, con una ternura imperiosa,y con la intuición de la verdad, adivinó el perfectoacuerdo de sus almas, en el grande Ideal, de Reivindicacióny de Justicia. —Cumple, hijo mío, cumple tu deber ; si lasangre de tu padre grita en tu corazón, cumpletu deber ; eres todo mi orgullo y toda mi esperanza,pero si tu sacrificio es necesario para desarmarlos manes irritados y cumplir los dictados de tuconciencia, ve, hijo mío, cumple tu deber, pero noolvides que ellos son los poderosos de la tierra.i Dios sea contigo ! — dijo la madre, y se alejó,pausadamente. —Lo sé — dijo Claudio, como hablandoconsigo www.gftaognosticaespiritual.org GRAN BIBLIOTECA VIRTUAL ESOTERICA ESPIRITUAL
  52. 52. 52 LOS PARIAS VARGAS VILA EL MAESTRO EL DIVINOmismo—. Ninguna idea de redención, vale nada,si detrás de ella no se perfila la silueta de unacruz... frente a la justicia por hac^r, combatir esnuestro único deber ;y, calló, buscando en las sombras, la mano cariñosa,de la hermana ;y, en el deslumbramiento de su gran sueño justiciero,los dos hermanos d,escendieron hacia eljardín, sobre el cual el esplendor, de la gran nocheestrellada, caía lentamente...*Del campo venían .efluvios de rosas, de rosas dolorosasque morían, de rosas de holocausto, quevertían su perfume en el cáliz de la Noche...^la luz indecisa del cielo, filtraba al través d^lramaje, que extendía sobre el boscaje, su mantode amaranto, que bordaban las estrellas...sorprendidos, conmovidos, unidos por las manos,los hermanos, avanzaron ^en el jardín, hasta unbanco de piedra, que yacía bajo la sombra de losviejos sauces, y el ramaje de los árboles melancóücos,los cubrió con su sombra paternal...las nubes, en cabalgada fantasmal, recorrían loshorizont^es fugitivos, haciendo en el plafond atormentadode los cielos, una decoración pictural, auna luna blanca, que en la azuhdad lejana de losmontes, surgía, como un geranio, caído en unacopa de zafiro ;el llano, como un campo ilimitado de grammeasde plata, s<e hacía a intervalos cuasi luminoso, porla reverberación de los coleópteros, y semejaba unacoraza bruñida, cuya recia niqueladura se tornaba www.gftaognosticaespiritual.org GRAN BIBLIOTECA VIRTUAL ESOTERICA ESPIRITUAL
  53. 53. 53 LOS PARIAS VARGAS VILA EL MAESTRO EL DIVINOen arabescos argentados, allá, donde la aparición40 VARGAS VILAd^e los lagos, hacía esmaltes pálidos sobre el verdeintenso y la fantasmagoría caprichosa de los bosques;bajo el soplo pacífico de una brisa tenue, comola caricia de un niño, las sementeras se inclinabanen silenciosa rever¿encia, como un campo de espigas,cargadas de flores de oro;el firmamento y la llanura, confundiéndose en elabrazo de sus dos mist^eriosas monotonías, dabana los montes lejanos, aspecto de islas dantescas,surgiendo en un mar de Apocalipsis, inmensos ictiosauros,petrificados en la inmovilidad docta delpaisaje, en la belleza rara y solemne, de ¡esa decoraciónfantástica y paradoxal;los dos hermanos callaban, como temerosos dehablar ; su silencio era como un grande espejo,donde se proyectaba toda la sombra de sus almas,y en él, su pasado, les hablaba a la sordina, comoen una confidencia ; la palabra, temblaba, sobresus labios taciturnos, temerosa de brotar, comouna flor marchita, segura de deshojarse y de moriral primer soplo de air.e que la toque ;la resurrección súbita de todas las ternuras de lainfancia se efectuaba en su corazón, al paso delrecuerdo, que como un Cristo triste, pasaba (en losparajes desolados de sus almas, llamando a lavida, las cosas aletargadas, que se dirían muertas ;en los ojos sombríos de la virgen, parecía refl,ejarsela severa melancolía, la insondable tenebrosidaddel valle enlutecido ; sobr.e su boca taciturna, www.gftaognosticaespiritual.org GRAN BIBLIOTECA VIRTUAL ESOTERICA ESPIRITUAL
  54. 54. 54 LOS PARIAS VARGAS VILA EL MAESTRO EL DIVINOdonde florecían los lises sagrados del silencio, parecíahaberse deshojado en una súbita descoloración,todo el bouqu^et de nupcias de la Noche ;el águila teologal del Enigma, abría sus alassobre aquel rosal de tristeza, que tomaba su saviaen un terreno sembrado de recuerdos y de lágrimas...su belleza hiperdúlica y simbólica, aparecía enLOS PARIAS 41aquella decoración de parque religioso, como unaflor de oricalcum, en el heliotropo obscuro de unantifonario abacial, con la blancura de un ninfeoinmaculado, alzándose sobre la inmovilidad trágicade las aguas muertas ;las flores d,e su traje, que semejaba una sayadórica, le daban un asyyecto hierático y sacerdotal,en la amplitud desmesurada de la solemnidad nocturna; . :, 1• 4.su mirada, que tema tristezas de sol poniente,pasalDa sobre el paisaje, como el vuelo de una palomade Hubert Van Eyck, sobre la calma letárgicade una pradera de Memling ;sus manos diáfanas, en un gesto somnambulico,desgajaban las rosas rojas que había prendido a sucorsé, rosas de púrpura, que sem^ejaban grai^esmariposas de fuego, prendidas en el seno de Psiquis:1j•su hermano, la contemplaba, con una luz de intensaternura en la mirada;.•jy, parecía observar, en el cristal mistenoso deaquellos ojos, que seguían el curso vagabundo de www.gftaognosticaespiritual.org GRAN BIBLIOTECA VIRTUAL ESOTERICA ESPIRITUAL
  55. 55. 55 LOS PARIAS VARGAS VILA EL MAESTRO EL DIVINOlas nubes el surgimiento lento, el paso atropelladode los recuerdos, como las hojas, que el viento delotoño impulsa a la caída de la tarde, por una avenidasilenciosa... a • u ^ i^^Aaen el fondo de aquellos ojos, que reflejaban todala tristeza del valle enlutecido, los pensamientospasaban como un vuelo de mariposas crepusculares,semejantes a alas niveas de grandes pájarosinmaculados... , io,.fr/Ay él también, se extasiaba, como en un largopaÍ¿o melancólico, por las riberas d^ ^lo de recuerdo,que semejaba un estanque pob ado de hieibasde oro, que la luz de un sol naciente, tema coni^diaciones de rubí... y, sobre esas ondas incendiadas,su Amor, su grande Amor, aparecía como42 VAEGAS VILAun pájaro eucarístico, como un cisne de blancurasinefabl,es, bogando en una mar de Ensueño ;y, cantaban en su alma las estrofas del Poema,del Poema virginal de sus amores...y, Liana, su prima, aparecía en su memoria, sealzaba en su corazón, como una rosa blanca, solitaria,en las frondazones de un jardín inviolado ;ella era, toda su vida sentimental, todo su amor :hija de su tío don Nepomuceno, había crecido allado suyo como su hermana, y su idilio rústico ycasto, había sido como todos esos idilios de adolescencia,la página imborrable de la vida ;se habían amado y se amaban, y sus almas deniños, prematuramente angustiadas, se habíanabierto al amor, como flores muy tristes, en laagonía silenciosa del Otoño...el Amor, es la fuente de la angustia y del dolor,y hace tristes las almas puras, antes de hacerlas www.gftaognosticaespiritual.org GRAN BIBLIOTECA VIRTUAL ESOTERICA ESPIRITUAL
  56. 56. 56 LOS PARIAS VARGAS VILA EL MAESTRO EL DIVINOinexorablemente desgraciadas ;-y, el secreto de su amor, ensombreció sus frientes,que desgarraban ya las guirnaldas que el dolortejió para ellos, con el oro de los sueños ,en elazul de las noches tropicales... y, el dolor, misteriosamentese puso en el fondo de sus corazontes...y, la tristeza ca^^ó sobre sus almas, profunda comoun mar, silenciosa como la muerte ;y, su idilio fué como un iris negro, coronado derayos de crepúsculo ;y, se amaron así, ¡en la desolación de sus dosalmas, precozmente iluminadas por los resplandoresde la tormenta lejana de la vida ;y, arrastraron su amor adolescente, en una nobleinterminable agonía, en él fondo del valle desierto,a las riberas cómplices del río, que arrullabacon voz paternal la angustia de sus corazones puros,a la sombra de los viejos árboles, que les prestabancomo un .escudo de silencio, la majestad desu gesto litúrgico, y en el misterioso instinto deLOS PABIAS 43sufrir, lo amparaban en las frondas desiertas, bajolos amplios velos de la Noche, que extendía sobresus cabezas ;el espesor de sus tinieblas, como unacaricia de su mano letáro^ica :como dos pájaros perscíiuidos por un buitre, asít-enían que ocultar ellos su amor, porque don Ne-]x>muceno, hostilizaba can furia la pasión adolescentre;el pa-dne, vindicativo y avaro, no perdonaba alhijo de Tobías Franco, el crimen de haber nacidode sangre heroica, y el crimen aún más imperdonable,de ser pobre ; él, lo había brecho huérfano www.gftaognosticaespiritual.org GRAN BIBLIOTECA VIRTUAL ESOTERICA ESPIRITUAL
  57. 57. 57 LOS PARIAS VARGAS VILA EL MAESTRO EL DIVINOy miserable, le había arrebatado su padre y sufortuna, y no contento con eso, se interponía entresu amor y él, disputándole el rayo de sol, que laventura enviaba sobre su corazón adolescente ;pero, los dos niños, no cedían ante la crueldadpaterna, y antes bien, esa hostilidad parecía í^erun acicate a su pasión ;y, así se habían dicho el secreto de sus corazoneslanguidecientes, en ¡el silencio de los campos, embriagadory sutil, sintiendo crecer en su desastre laflor omnipotente de su orgullo, que había de desafiarcomo una ^encina, los vientos desencadenadosde la vida ;una fuerza desconocida, hacía fulgurar su sueño,y los alimentaba de esperanzas, como de jugo detuberosas y sangre de palomas ;nada pudo contenerlos en su pasión ; sje amaronniños, se amaron adolescentes, y su juventud surgió,coronada por todas las grandes flores de pasiónque la primavera de la vida arrojó sobre sus tristesfrentes pensativas ;su pasión, que tomaba el raigambre en las partesmás recónditas de sus almas, se hizo indestructible;cuando Claudio partió para el colegio, una co44VARGAS VILArrespondencia constante, suplió al encanto d,e lasamables confidencias ;y, hoy que volvía, estaba allí, cerca de su hermana,como inclinado sobre su destino, deseosode interrogarla ;de los rosales, subían hasta ellos ruidos de misterio,que invitaban a las confidencias, y el recuerdose exhalaba de sus almas como un cántico www.gftaognosticaespiritual.org GRAN BIBLIOTECA VIRTUAL ESOTERICA ESPIRITUAL
  58. 58. 58 LOS PARIAS VARGAS VILA EL MAESTRO EL DIVINO;y, la tristeza, caía sobre sus corazon,es, comouna nieve lenta;y, él, tomando en las suyas, una mano de lahermana, le dijo gravemente : —Habíame de ella ;y, ésta, volviendo hacia pl hermano el rostro doloroso,con una sonrisa frágil en los labios enigmáticos,donde florecía hasta entonces el sueño delsilencio, con un gesto calmado, como la noche religiosaque brillaba sobre su cabjeza, le dijo : —¿Ella? te ama siempre;y, roto el hielo, la fuente de las confidencias siguiósu curso rumoroso, cantando bajo el rosal delos recuerdos ;alrededor de ellos, todo era de un encanto recogidoy grave ;la iSToche, armoniosamente estrellada, vertía sobresus corazones el silencio, como un bálsamo,sus almas fraternales se inclinaban al peso d^elmismo sueño, y en una necesidad inmensa de ternura,la palabra pasaba como una caricia, sobresus labios, en el peregrinaje grave y sincero delrecuerdo ;toda blanca en la noche azulosa, Georgina continuóen hablar, y el ruido de sus palabras, subía enel aire tibio como graves admoniciones de ventura,como un rumor confuso de sueños de eternidad..,y, subía lentamente, con notas profundas, deLOS PARIAS 45una sonoridad prodigiosa, en que palpitaba todasu alma, cuando decía : —El Amor, hermano mío, íes eterno ono es elAmor ; cuando se ha amado una vez, se ama siempre...el alma que ha sentido la caricia formidable, lleva www.gftaognosticaespiritual.org GRAN BIBLIOTECA VIRTUAL ESOTERICA ESPIRITUAL
  59. 59. 59 LOS PARIAS VARGAS VILA EL MAESTRO EL DIVINOsu sello eterno, como el pecho d,e una gacela marcadopor la zarpa de un león ;el alma es inflamable, y su combustibilidad duralo que la vida, si fué un rayo del Amor quien laincendió ;los cirios de es,e templo no se apagan, mientrasdure su dios en el altar ;la vida es un holocausto ; sin el dolor la vida seríavil;el dolor, como el fuego, purifica ;la vida que no es un sacrificio, no es una vida,es una veg.etación de larvas somnolientas ;vidas sin sacrificio, son vidas estériles, como elgesto de una estatua... señalan en el vacío el caminohacia la Nada...el dolor, es un otoño que enflora d^e rosas tristesla exist^encia, ¡ rosas inmortales ! viven bajo la escarchadel invierno, perfuman bajo la nieve de lavida ;el amor qu,e vive del dolor, no nmere nunca ;el dolor, es el aire que aviva la llama ;consumirse es vivir...y, la voz maravillosa, como empapada de sollozos,parecía llamar en lengua de armonías inmateriales,¡en una invocación ardiente de plegaria,a todas las almas heridas, hacia las regionesásperas del sacrificio, de la resignación y de iamuerte. —Inmolarse es amar — decía la virgen— ; ,elgrito de la esperanza, brota de los labios quemadospor el dolor, como brotaba el cántico, de los labiosde la estatua herida por el sol;46 VARGxS VILA www.gftaognosticaespiritual.org GRAN BIBLIOTECA VIRTUAL ESOTERICA ESPIRITUAL

×