El estadío del espejo como formador del yo

11,148 views

Published on

Published in: Health & Medicine
0 Comments
1 Like
Statistics
Notes
  • Be the first to comment

No Downloads
Views
Total views
11,148
On SlideShare
0
From Embeds
0
Number of Embeds
4
Actions
Shares
0
Downloads
107
Comments
0
Likes
1
Embeds 0
No embeds

No notes for slide

El estadío del espejo como formador del yo

  1. 1. El estadío del espejo como formador de la función del yo (je) tal como se nos revela en la experiencia psicoanalítica <ul><li>Pág. 1 </li></ul><ul><li>La concepción del estadio del espejo, me parece digna de recordar, en relación con su aporte sobre la función del yo, aporte que para el psicoanálisis, se aparta de la teoría del cogito cartesiano </li></ul>
  2. 2. Pág. 1 <ul><li>Partimos, de un hecho de la psicología comparada: la cría de hombre, a una edad en que se encuentra, superado en inteligencia instrumental por el chimpancé, reconoce, sin embargo, su imagen en el espejo. Este acontecimiento puede producirse desde los seis meses de edad y sobresale su interés en mirar esa imagen </li></ul>
  3. 3. Pág 1 <ul><li>Esta actividad hasta los dieciocho meses tiene, el sentido que le damos, y revela tanto el dinamismo libidinal como una estructura ontológica (del ser) </li></ul>
  4. 4. Conocimiento paranoico <ul><li>Pág. 2 </li></ul><ul><li>Dalí </li></ul><ul><li>El término conocimiento paranoico de Lacan supone “conocimiento fuera de sí”, esto es, el saber le viene al niño desde afuera, desde la imagen del otro. El saber sobre sí y sobre su cuerpo y de las relaciones de objeto, penden de otro, y, por lo tanto, desde ese Otro le vuelven al sujeto. </li></ul>
  5. 5. Pág. 2 <ul><li>El Estadío del Espejo, es una identificación, en el sentido analítico, es decir, la transformación producida en el sujeto cuando asume una imagen, dando como resultado un imago (termino antiguo) </li></ul>
  6. 6. Pág. 2 <ul><li>El hecho de que su imagen especular sea asumida jubilosamente, por el infams, manifiesta la matriz simbólica en la que el yo [je] se precipita en una forma primordial, antes de entrar en la dinámica identificatoria con el otro y antes de objetivarse como sujeto. </li></ul>
  7. 7. Pág. 2 <ul><li>Esta identificación primordial, es el yo-ideal, tronco de las futuras identificaciones secundarias, pero lo importante es reconocer que la instancia del yo, está presente aún antes de su determinación social y no será nunca lo mismo que el sujeto. </li></ul>
  8. 8. Pág. 2 <ul><li>La forma del cuerpo se logra por la gestalt, viene desde afuera y lo constituye, y no al revés es decir la imagen no viene del infans </li></ul><ul><li>En la practica clínica, con la fragilidad simbólica, los imagos se muestran en la alucinación y en el sueño, y en las apariciones del doble en algunos casos </li></ul>
  9. 9. Pág. 3 <ul><li>La función del estadio del espejo es un caso particular de la función de la imago, o sea establecer, una relación del organismo con su realidad o, como se ha dicho, Innenwelt con el Umwelt. (mundo interno-mundo externo) </li></ul>
  10. 10. Pág. 3 <ul><li>La unidad le es dada por una Gestalt, viene desde afuera, porque desde adentro hay una sensación aún de fragmentación y caos. Su aparición simboliza la permanencia mental del yo [je] al mismo tiempo que prefigura su destinación enajenadora; porque se identifica con lo que no es. </li></ul>
  11. 11. Pág. 3 <ul><li>La importancia de la Gestal, se confirma en el caso de las palomas y del grillo, estos casos con una imagen idéntica </li></ul>
  12. 12. <ul><li>Pág. 3 </li></ul><ul><li>Se refiere al teórico social Roger Caillois: “la psicastenia legendaria es la habilidad de algunos animales para alterar su aspecto en respuesta a su entorno físico. Un camaleón, por ejemplo, cambia de color para confundirse con su entorno”. Caillois compara este fenómeno biológico con las experiencias psicológicas de individuos que se perciben a sí mismos como absorbidos o mezclados con el espacio físico que los rodea (uno de estos ejemplos es el miedo a la oscuridad). </li></ul>
  13. 13. <ul><li>Pág. 4 </li></ul><ul><li>el estadio del espejo es un drama cuyo empuje interno se precipita de la insuficiencia a la anticipación; </li></ul><ul><li>y que para el sujeto, presa de la ilusión de la identificación espacial, maquina las fantasías que se sucederán desde una imagen fragmentada del cuerpo hasta una forma que llamaremos ortopédica de su totalidad, </li></ul><ul><li>la armadura por fin asumida de una identidad enajenante, que va a marcar con su estructura rígida todo su desarrollo mental. </li></ul>
  14. 14. Pág. 4 <ul><li>Este cuerpo fragmentado reaparece en los sueños, en los síntomas de escisión esquizoide o de espasmo, de la histeria. </li></ul>
  15. 15. Pág. 4 <ul><li>Correlativamente, la formación del yo [je] se simboliza en los sueños por un campo fortificado, forma espontánea de designar los mecanismos de inversión, de aislamiento, de reduplicación, de anulación, de desplazamiento, de la neurosis obsesiva. </li></ul>
  16. 16. Pág. 5 y 6 <ul><li>Crítica a la psicología del Yo y al humanismo existencial, que le dan prioridad al yo, mientras que para Lacan el Yo es una instancia engañosa, y solo una parte de la constitución del sujeto </li></ul>
  17. 17. Pág. 6 <ul><li>El sentimiento altruista es sin promesas para nosotros, que sacamos a luz la agresividad que subtiende la acción del filántropo, del idealista, del pedagogo, incluso del reformador. </li></ul>

×