12

Viernes 27 de Diciembre de 2013 | DIARIO DE CÁDIZ

CÁDIZ
TRIBUNA DE OPINIÓN

● Hace 75 años María de la Paz Viniegra L...
Upcoming SlideShare
Loading in …5
×

Madrina rgto artilleria

560 views

Published on

0 Comments
0 Likes
Statistics
Notes
  • Be the first to comment

  • Be the first to like this

No Downloads
Views
Total views
560
On SlideShare
0
From Embeds
0
Number of Embeds
205
Actions
Shares
0
Downloads
1
Comments
0
Likes
0
Embeds 0
No embeds

No notes for slide

Madrina rgto artilleria

  1. 1. 12 Viernes 27 de Diciembre de 2013 | DIARIO DE CÁDIZ CÁDIZ TRIBUNA DE OPINIÓN ● Hace 75 años María de la Paz Viniegra Lasso de la Vega, esposa del general Martel, amadrinó la enseña entregada por el Ayuntamiento de Cádiz al Regimiento de Artillería Una ilustre madrina para la bandera 5 JESÚS NÚÑEZ Historiador L Regimiento de Artillería de Costa nº 4, cuyo mando acaba de asumir el teniente coronel Gonzalo María López-Pozas Díaz, de manos del coronel Miguel Ángel Acero Bañón, tiene su cabecera y el grueso de sus unidades en el acuartelamiento isleño de Camposoto y el resto desplegadas en Tarifa. Tal y como nos ilustra el comandante de Artillería Miguel García Díaz, brillante historiador e investigador, en su magna obra Tres siglos de Historia, sus orígenes históricos se remontan hasta el 2 de mayo de 1710, fecha en la que el rey Felipe V dispuso la creación del Regimiento de Real Artillería. Compuesto por tres batallones, el primero, embrión del actual regimiento gaditano, debía servir en el Ejército de Aragón y guarnecer las plazas de dicho reino, las de Valencia, Cataluña, Navarra y presidios de Guipúzcoa. Con el transcurso del tiempo, cargado de gestas heroicas, diversas nomenclaturas, y tras sucesivos cambios de guarnición por las plazas de Zaragoza, Barcelona, Valencia, Alicante, Cartagena y Madrid, llegó a Cádiz en diciembre de 1868. Bajo la denominación entonces de 2º Regimiento de Artillería a Pie, permaneció en la plaza gaditana hasta noviembre de 1875 que fue trasladado brevemente a Sevilla. De regreso en enero de 1877, permanecería en Cádiz con diferentes nombres hasta que en abril de 1992 marchó a la vecina ciudad de San Fernando, para instalarse como Regimiento de Artillería de Costa nº 4 en Camposoto. Desde sus orígenes hasta la fecha, diversas banderas, conforme a las disposiciones vigentes en cada época, han sido ostentadas por dicha unidad de tan brillante historial militar. De una de ellas se cumple ahora su septuagésimo quinto aniversario, cuya entrega por el Ayuntamiento de Cádiz al entonces denominado Regimiento de Artillería de Costa nº 1, ocupó las portadas de la prensa local. Gracias a la detallada crónica publicadaporDiariodeCádizensuedición de la tarde del 26 de diciembre de 1938, se tiene cumplida cuenta de la solemne ceremonia que tuvo la mañana anterior por escenario la plazadeSanJuandeDios. E Retrato de la marquesa de la Garantía, obra de Salvador Viniegra. El ayuntamiento había entregado la enseña republicana al Regimiento en 1931 Poco más de dos años antes, cuando apenas hacía un mes que había comenzado la Guerra Civil tras el fracaso inicial de la sublevación militar, se había restablecido por la Junta de Defensa Nacional en su zona, mediante decreto de 29 de agosto de 1936, la bandera bicolor, rojo y gualda. Sin embargo, el escudo permaneció siendo el mismo que ostentaba también el bando contrario. Es decir, el adoptado tras la proclamación de la Segunda República en el decreto de 27 de abril de 1931. Y así fue hasta que por otro de fecha 2 de febrero de 1938, se dispuso desde Burgos que se constituyese en su zona, con la heráldica de los Reyes Católicos, sustituyendo las armas de Sicilia por las del antiguo reino de Navarra. Por tal motivo, el ayuntamiento gaditanodeentonces,presididopor Juan de Dios Molina Arroquia, acordó entregar al regimiento una nueva enseña nacional al igual que había hecho la corporación republicana con la del nuevo régimen en un solemne acto realizado el 11 de octubre de 1931 en la misma plaza. El acto fue presidido por el contralmirante Francisco Bastarreche Díez de Bulnes, comandante general del Departamento Marítimo de Cádiz, asistiendo las principales autoridades civiles y militares de la provincia, formando fuerzas de Infantería, Artillería, Armada, Guardia Civil, Carabineros, Asalto y Milicias. Era jefe del regimiento el coronel Julio Arbizu Prieto, mandando la línea el teniente coronel de Artillería Eduardo Aranda Asquerino y siendo el abanderado de la nueva enseña el teniente Juan Muñoz de Arenillas Barrientos. Como madrina de la nueva bandera, bendecida por el vicario capitular Eugenio Domaica Martínez de Doroño, y costeada por suscripción popular, fue nombrada María de la Paz Viniegra Lasso de la Vega, marquesa de la Garantía, que pronunció un patriótico discurso al estilo de la época. Pertenecía a una ilustre familia gaditana, cuyo progenitor era Salvador Viniegra Valdés, considerado como uno de los hijos más pre- J. Martel, marqués de la Garantía. La madrina pertenecía a la ilustre familia gaditana cuyo progenitor era Salvador Viniegra claros de Cádiz, filántropo y decidido impulsor de la renovación de la ciudad durante la Restauración, promotor de las obras de su puerto así como de la construcción del tranvía. De los hermanos de la madrina, destacaría Salvador, fallecido años antes, insigne pintor historicista que fue subdirector y conservador del Museo del Prado, además de reconocido mecenas de las artes, especialmente de la música, entre los que se encontraba el compositor gaditano Manuel de Falla Matheu, con quien mantuvo una buena amistad y el cual incluso le dedicó una de sus obras para violonchelo y piano. De sus numerosas obras, que fueron muy reproducidas por lo que se hizo muy popular, destaca por ser una de las más conocidas La promulgación de la Constitución de 1812, que se conserva en el Museo Iconográfico e Histórico de las Cor- tes y Sitio de Cádiz. Otros de sus hermanos, Joaquín y Juan, estaban muy vinculados a la vida empresarial gaditana, habiendo sido el último, secretario y vocal colaborador por derecho propio de la Cámara Oficial de Industria, Comercio y Navegación. Su esposo, y de ahí venía su vinculación con el Arma de Artillería, era el general de división, en situación de segunda reserva, Jerónimo Martel Fernández de Henestrosa, marqués de la Garantía, quien entre sus numerosos destinos, había sido capitán del 2º Batallón de Artillería de Plaza en Cádiz y profesor de la Sección de Cádiz de la Escuela Central de Tiro así como general gobernador militar del Campo de Gibraltar. También uno de sus hijos era entonces comandante de Artillería. Se trataba de Fernando Martel Viniegra, futuro marqués de la Garantía, que con el paso del tiempo alcanzaría también el generalato y que anteriormente había estado destinado en el Regimiento cuya bandera amadrinaba su madre y, al igual que su padre, en la Escuela de Tiro de Cádiz. Sus otros tres hijos, Carlos, Ignacio y Jerónimo, habían ingresado en la Armada. El primero en Intendencia y los otros dos en el Cuerpo General, habiendo fallecido el último de ellos, asesinado el 15 de agosto de 1936 en el buque España nº 3 junto a centenar y medio de jefes y oficiales de la Armada, Ejército, Guardia Civil y Carabineros, en aguas de Cartagena. Año y medio después, el 18 de julio de 1940, volvería a reencontrarse con su bandera al ser invitada junto a su esposo, en el parque Genovés, a la imposición, por el bilaureado ministro del Ejército José Enrique Varela Iglesias, de la corbata de la medalla militar colectiva a la enseña del regimiento, junto a las del resto de la guarnición. El 6 de junio de 1958 la marquesa de la Garantía, viuda desde 1943 y vecina del nº 6 de la calle San Francisco, falleció en Cádiz, ostentando la presidencia de honor de las Damas Camareras de la Patrona y de la Asociación de Santa Bárbara de los Artilleros. Muchos de sus descendientes directos siguen manteniendo una especial vinculación con Cádiz, como es el caso del actual marqués de la Garantía y conde de Valverde, Fernando Martel Martel, al igual que sus hermanos José Jerónimo, Mª Elena y Mercedes así como su madre, Mª Elena Martel Adeler, viuda de José Jerónimo Martel Méndez, e hija del que fuera el almirante Ignacio Martel Viniegra y marqués de San Fernando del Mar.

×