Osteomielitis

18,495 views

Published on

Published in: Education
0 Comments
12 Likes
Statistics
Notes
  • Be the first to comment

No Downloads
Views
Total views
18,495
On SlideShare
0
From Embeds
0
Number of Embeds
4
Actions
Shares
0
Downloads
708
Comments
0
Likes
12
Embeds 0
No embeds

No notes for slide

Osteomielitis

  1. 1. OSTEOMIELITISOSTEOMIELITIS
  2. 2. La osteomielitisosteomielitis, como su nombre indica, es una infección (-itis) del hueso (-osteo) y de la médula ósea (-mie-), generalmente de origen bacteriano. En un 90% de los casos la enfermedad es debida a la Staphylococcus aureus, mientras que en el resto de los casos es provocada por hongos u otros microorganismos.
  3. 3. • Inflamación de hueso y medula. • Puede ser producida por: – Hongos. – Virus. – Parasitos. – Bacterias ( + común) (piogenas y micobacteria)
  4. 4. La osteomielitis es una infección grave de los huesos; infección que puede ser aguda, durando días o semanas, o puede ser crónica, durando semanas, meses o toda la vida. Los enfermos crónicos suelen tener diferentes recaídas a lo largo de los años, encontrando etapas de descanso en las que la enfermedad no se manifiesta y permanece inactiva.
  5. 5. Cuando la enfermedad se reactiva y comienza a presentar síntomas, el enfermo deberá retomar el tratamiento antibiótico, analgésicos que le ayuden a sobrellevar el dolor, seguir un exhaustivo control médico y mantenerse en reposo. De no ser tratada, la osteomielitis podría ser muy grave, provocando la propagación de la infección a otros huesos u otras partes del cuerpo, razón por la que debe hacerse un seguimiento continuo aún cuando el enfermo se sienta bien.
  6. 6. Esta enfermedad se desarrolla con un proceso inflamatorio del tejido óseo que crea una infección en la médula ósea y termina por extenderse al periostio, es decir, a la membrana que cubre el exterior del hueso (peri= alrededor, ostio= hueso). El hueso infectado se vuelve necrótico (necrosis = muerte patológica de un conjunto de células o de cualquier tejido), lo que implica que no llegue la sangre al hueso, que por tanto no reciba los nutrientes necesarios y que comiencen a formarse secuestros óseos.
  7. 7. Los secuestros son un signo clásico de la osteomielitis que consisten en que la parte necrótica de un tejido queda incluida en un tejido sano y más o menos separado de este por el proceso de inflamación eliminatorio.
  8. 8. En el adulto, la enfermedad suele aparecer a partir de los 20 años, manifestándose con mayor frecuencia en la mandíbula. Cuando la osteomielitis se da en el maxilar superior hay una mayor incidencia a nivel de incisivos. La osteomielitis en el niño suele ser de tipo hematógeno, infección a través del flujo sanguíneo, y frecuentemente transmitido por la madre al niño. La osteomielitis en el lactante es más frecuente que en el adulto y suele manifestarse en el maxilar superior.
  9. 9. CAUSAS Algunas de las causas más comunes son las siguientes: 1.Osteomielitis endógena o hematógena 2.Osteomielitis exógena
  10. 10. Como resultado de una infección odontógena, la osteomielitis puede generarse en el maxilar o la mandíbula por vía directa o indirecta. Vía directa: diente y tejidos periodontales. Vía indirecta: hemática y linfática.
  11. 11. OSTEOMIELITIS ENDÓGENA O HEMATÓGENA: infección bacteriana transmitida a través de la sangre que se propaga al hueso. Puede provenir de una infección de amígdalas, de los dientes, enfermedad periodontal, caries, granulomas, inflamación de las fosas nasales o de las glándulas sebáceas de la piel.
  12. 12. • Dentarios: propagación a través de los ápices, sobre todo del primer y segundo molares, a partir de situaciones patológicas pulpares como caries, granulomas, periodontitis, así como exodoncias traumáticas. • Enfermedad periodontal: alteración de las estructuras periodontales. • Mucosas: pericoronaritis y gingivoestomatitis ulceronecrotizante. • Celulitis: por mecanismos de contigüidad, la infección, localizada en los tejidos blandos, puede propagarse. • Protésicos: hasta hace unos años la colocación de implantes supraperiósticos y endóseos se consideraban factores etiológicos; el empleo de técnicas depuradas ha resuelto este riesgo.
  13. 13. OSTEOMIELITIS EXÓGENA infección próxima al hueso que termina siendo transmitida a éste. Puede ser originada por una lesión traumática (ej. fractura de la mandíbula), una cirugía, una extracción dentaria (exodoncia), un foco contiguo como la celulitis, contacto con químicos, radioterapia. Las personas con un sistema inmune débil son más propensas a una osteomielitis exógena.
  14. 14. • Físicos: radioterapia, corrientes eléctricas, electrocoagulación; pueden producir necrosis con posterior infección del hueso, produciendo la denominada osteorradionecrosis. • Químicos: contacto del hueso con determinadas sustancias químicas que desencadenan la infección. • Actividades laborales, como los trabajadores del fósforo o necrosis química de los maxilares. De igual forma los trabajadores del plomo y el mercurio.
  15. 15. En esta clasificación encontramos cuatro tipologías: - Osteomielitis supurativa (aguda y crónica). - Osteomielitis crónica esclerosante focal. - Osteomielitis crónica esclerosante difusa. - Osteomielitis periostitis proliferativa u osteomielitis de Garré.
  16. 16. 1. OSTEOMIELITIS SUPURATIVA (aguda y crónica). La osteomielitis aguda supurativa se caracteriza por un dolor intenso, inflamación (generalmente mínima), sensibilidad, fiebre intermitente, movilidad de los dientes involucrados en la zona de la osteomielitis, dolor dental a la percusión, halitosis (mal aliento) y secreción de pus.
  17. 17. En su fase inicial, la infección se localiza intramedularmente, es decir, dentro de la médula ósea sin haber afectado todavía al hueso cortical (o hueso compacto) y al periostio (membrana que cubre el exterior del hueso), pudiendo luego abrirse paso desde la médula ósea hacia el hueso. No hay hinchazón o enrojecimiento de la zona afectada hasta que la infección ha llegado al periostio.
  18. 18. La osteomielitis aguda supurativa presenta necrosis en varias partes del hueso (hueso muerto), formación de secuestro óseo cuando se separa el hueso que perdió vitalidad y formación de involucro, que ocurre cuando el secuestro está rodeado de hueso vivo y sano.
  19. 19. EtiologíaEtiología • Extensión de un absceso periapical. (+frecuente) • Lesión física por fractura o intervención quirúrgica. • Bacteriemia (infecciosa). • Estafilococos y estreptococos (mas comunes)
  20. 20. La osteomielitis crónica supurativa suele derivar de una osteomielitis aguda mal curada o por no haberse diagnosticado a tiempo. El tratamiento suele ser a base de antibióticos y suele ser necesaria en muchas ocasiones la cirugía para drenar el pus (en caso de haberlo) y eliminar restos de tejido infectado por medio de un legrado, para el cual se exige la exodoncia (extracción) de las piezas implicadas. Lesión radiotransparente con zonas focales de opacificación.
  21. 21. 2. OSTEOMIELITIS CRÓNICA ESCLEROSANTE FOCAL La osteomielitis crónica esclerosante focal es un fenómeno frecuente en pacientes menores de 20 años. Consiste en la reacción del hueso ante una inflamación de baja intensidad e infección de grado muy reducido, generalmente asintomático, por lo que el paciente puede no darse cuenta de que padece esta enfermedad hasta que se detecta en alguna radiografía rutinaria.
  22. 22. Normalmente, el diente más afectado es el primer molar mandibular, seguido de los segundos molares y premolares. En las radiografías se observa una masa radiopaca perfectamente definida rodeada de hueso esclerótico, es decir, de hueso endurecido.
  23. 23. 3. OSTEOMIELITIS CRÓNICA ESCLEROSANTE DIFUSA La osteomielitis crónica esclerosante difusa es similar a la focal. Se desconoce el origen de esta infección, existiendo mucha controversia ya que algunos le atribuyen un origen infeccioso mientras que otros lo consideran un producto de sobrecargas. Al igual que su origen, el tratamiento no está del todo esclarecido. Para su tratamiento se presentan distintas alternativas, siendo la más frecuente el uso de fuertes antibióticos de uso prolongado, muchas veces acompañado de una férula de descarga al acostarse para evitar la sobrecarga, el bruxismo y los dolores musculares.
  24. 24. Este tipo de osteomielitis puede ocurrir a cualquier edad, pero es más frecuente en grupos de edad avanzada. El enfermo presenta un intenso dolor que puede ir acompañado de tumefacción (hinchazón) mandibular sin que aparezcan fístulas o supuración y engrosamiento ligero de la mandíbula en el lado afectado. Pueden aparecer espículas óseas, que consisten en hastillas de hueso liberadas por el hueso enfermo que atraviesan la encía provocando un intenso dolor. En las radiografías, se muestra una esclerosis difusa del hueso, a causa de lo cual los límites entre la esclerosis y el hueso no son nítidos.
  25. 25. 4. OSTEOMIELITIS PERIOSTITIS PROLIFERATIVA U OSTEOMIELITIS DE GARRÉ La osteomielitis periostitis proliferativa es llamada también osteomielitis de Garré ( este tipo de osteomielitis fue descrito por Carl Garré en 1983), y suele darse en niños y jóvenes. Parece tratarse de una infección de bajo grado en la que el sistema defensivo limita la progresión de la infección. Se caracteriza por una expansión ósea del reborde inferior de la mandíbula y engrosamiento del periostio, causado por un trauma, una irritación o una infección leve, en muchos casos originado por una caries. En las radiografías de observa en el periostio nuevo hueso laminar con aspecto de piel de cebolla.
  26. 26. El paciente puede presentar una tumefacción facial (hinchazón) ligera o intensa en la zona del maxilar inferior, sin dolor o con dolor leve o moderado y trismo (espasmo de los músculos masticadores). El tratamiento suele consistir en la eliminación del foco infeccioso mediante una endodoncia (extirpación de la pulpa dental) o exodoncia (extirpación de pieza dental) del diente que dio origen a la infección. Generalmente no es necesaria la utilización de antibióticos aunque se puede recurrir a su utilización en caso de que la infección persista.
  27. 27. Preguntas?!!

×