Un sueño profético «Este fue el origen de Jesucristo: María, su madre, estaba desposada con José y, cuando todavía no han ...
Un nuevo Génesis «Este fue el  origen  de Jesús, Cristo…» ( Mt 1,18). <ul><li>Los relatos de la infancia son textos que su...
José, el esposo de María «Jacob fue padre de José, el esposo de María,  de la cual nació Jesús , que es llamado Cristo» ( ...
El Poder creador de Dios «y, cuando todavía no han vivido juntos, María concibió un hijo por obra del Espíritu Santo» ( Mt...
Justo y compasivo «José, su esposo, que era un hombre justo y no quería denunciarla públicamente, resolvió repudiarla en s...
José, el soñador «Mientras pensaba en esto, el Ángel del Señor se le apareció en sueños y le dijo: «José, hijo de David, n...
Jesús, la Salvación de parte de Dios «Ella dará a luz un hijo, a quien pondrás el nombre de Jesús, porque él salvará a su ...
La presencia misericordiosa de Dios «Todo esto sucedió para que se cumpliera lo que el Señor había anunciado por el Profet...
Upcoming SlideShare
Loading in …5
×

04. dios con nosotros

386 views

Published on

0 Comments
0 Likes
Statistics
Notes
  • Be the first to comment

  • Be the first to like this

No Downloads
Views
Total views
386
On SlideShare
0
From Embeds
0
Number of Embeds
2
Actions
Shares
0
Downloads
2
Comments
0
Likes
0
Embeds 0
No embeds

No notes for slide

04. dios con nosotros

  1. 1. Un sueño profético «Este fue el origen de Jesucristo: María, su madre, estaba desposada con José y, cuando todavía no han vivido juntos, concibió un hijo por obra del Espíritu Santo. José, su esposo, que era un hombre justo y no quería denunciarla públicamente, resolvió repudiarla en secreto. Mientras pensaba en esto, el Angel del Señor se le apareció en sueños y le dijo: «José, hijo de David, no temas recibir a María, tu esposa, porque lo que ha sido engendrado en ella proviene del Espíritu Santo. Ella dará a luz un hijo, a quien pondrás el nombre de Jesús, porque él salvará a su Pueblo de todos sus pecados». Todo esto sucedió para que se cumpliera lo que el Señor había anunciado por el Profeta: &quot;La Virgen concebirá y dará a luz un hijo a quien pondrán el nombre de Emanuel&quot;, que traducido significa: «Dios con nosotros». Al despertar, José hizo lo que el Angel del Señor le había ordenado: llevó a María a su casa». Evangelio de Mt 1,18-24 <ul><li>Mientras que las dos semanas precedentes centraron su atención en el mensaje y en la identidad profética de Juan el Bautista, el domingo previo a la Navidad manifiesta la identidad del Niño cuyo nacimiento será celebrado próximamente. </li></ul><ul><li>Se recurre para eso a los relatos de la Anunciación a José (ciclo A), a María (ciclo B) o a la Visitación de María a Isabel (ciclo C). </li></ul>DOMINGO IV – Tiempo de Adviento Dios con nosotros
  2. 2. Un nuevo Génesis «Este fue el origen de Jesús, Cristo…» ( Mt 1,18). <ul><li>Los relatos de la infancia son textos que surgieron en una fase muy desarrollada de la tradición evangélica. Están ausentes en Marcos y en Juan, que presenta en su lugar un prólogo sobre la Palabra hecha carne (1,1-18). </li></ul><ul><li>En Mateo y en Lucas los relatos del nacimiento desempeñarían las funciones de prólogo, para definir desde el comienzo la identidad de Jesús como Hijo de Dios. Responden a una motivación TEOLÓGICA más que a un interés documental. </li></ul><ul><li>Estarían utilizando un recurso semejante al que se encuentra en la literatura judía, llamado MIDRASH , mediante el cual se intenta hacer comprensible un texto bíblico del pasado , teniendo en cuenta las circunstancias presentes de los lectores. </li></ul><ul><li>Mateo presentó su relato como el «Libro del Origen [gr. Génesis ] de Jesús, Cristo , hijo de David , hijo de Abraham » (Mt 1,1). </li></ul><ul><li>El texto viene a ser como el primer libro de la Biblia, que introduce la historia de salvación. Aquí comienza declarando la identidad de Jesús, </li></ul><ul><ul><ul><li>como verdadero ISRAELITA </li></ul></ul></ul><ul><ul><ul><li>descendiente DAVÍDICO , </li></ul></ul></ul><ul><ul><ul><li>dotado de la unción MESIÁNICA . </li></ul></ul></ul>DOMINGO IV – Tiempo de Adviento Dios con nosotros
  3. 3. José, el esposo de María «Jacob fue padre de José, el esposo de María, de la cual nació Jesús , que es llamado Cristo» ( Mt 1,16). <ul><li>A pesar de la ascendencia gloriosa de Jesús (es hijo de Abraham y de sangre real), Mateo muestra una ruptura al narrar su nacimiento. Ésta se concreta en la ausencia del verbo ENGENDRAR, que se venía repitiendo sin interrupción a lo largo de la genealogía, para designar la PATERNIDAD de José sobre Jesús . </li></ul><ul><li>Indicando claramente que Jesús, como cualquier niño, no llega al mundo sin padre ni madre, Mateo nombra juntos a los padres de Jesús: « José, el ESPOSO de María » (Mt 1,16) y « María, su ESPOSA » (1,24). </li></ul><ul><li>Le habría sido dada ya en matrimonio durante la celebración de los esponsales . El contrato matrimonial habría sido firmado teniendo ella casi trece años, según los usos de la época. María seguiría viviendo en casa de sus padres hasta que, cumplido un año, iría a vivir a la casa de su esposo: </li></ul>«Un hombre no debe casar a una hija menor hasta que sea suficientemente madura para decir: Quiero a tal persona» (Talmud Kidushín 41) «A la virgen se conceden doce meses después de haber sido solicitada por el marido» (Mishná Ketubbot 5,2) DOMINGO IV – Tiempo de Adviento Dios con nosotros
  4. 4. El Poder creador de Dios «y, cuando todavía no han vivido juntos, María concibió un hijo por obra del Espíritu Santo» ( Mt 1,18). « ¡Esto es del Señor, hermano mío!» y he aquí que tenía en su pecho el sello del sacerdocio, glorioso de aspecto. Noé le dijo a Nir: « Hermano, mira cómo el Señor renueva la casa de santificación después de nosotros » . Nir y Noé se apresuraron a lavar al niño y le pusieron las vestiduras sacerdotales. (Nir) le dio los panes de la proposición y (el niño) comió de ellos. Le pusieron por nombre Melquisedec » ( Libro Eslavo de Henoc 23,1-11) <ul><li>María se encontró encinta por obra del PODER de Dios, « que da vida a los muertos y llama a la existencia a las cosas que no existen » (Rom 4,17) . </li></ul><ul><ul><li>« Si envías tu Espíritu, son creados » (Sal 104,30) </li></ul></ul><ul><ul><li>«Ven, Espíritu, ven de los cuatro vientos, y sopla sobre estos muertos para que revivan » (Ez 37,9) </li></ul></ul><ul><li>En la literatura intertestamentaria encontramos algún ejemplo de nacimiento por obra de Dios, sin intervención de varón: </li></ul>DOMINGO IV – Tiempo de Adviento Dios con nosotros
  5. 5. Justo y compasivo «José, su esposo, que era un hombre justo y no quería denunciarla públicamente, resolvió repudiarla en secreto» ( Mt 1,19). <ul><li>José es un JUSTO , es decir, un cumplidor de la Ley . Por eso no puede permanecer indiferente ante la situación en la que su esposa espera un hijo que no es suyo. </li></ul><ul><li>Pero el relato muestra también a un hombre COMPASIVO , que no quiere exponer públicamente a su esposa, como requeriría el cumplimiento de lo establecido en Dt 22,20-27. </li></ul><ul><li>Decide por tanto REPUDIARLA (lit. dejarla en libertad ) guardando secreto sobre los motivos, cargando sobre sí mismo la responsabilidad de la decisión, sin recurrir a la acusación contra ella, exponiéndose él a aparecer como arbitrario: </li></ul>« Si un hombre toma una mujer y se casa con ella, y resulta que esta mujer no halla gracia a sus ojos, porque descubre en ella algo que le desagrada, le redactará un libelo de repudio, se lo pondrá en su mano y la despedirá de su casa » (Dt 24,1). «La escuela de Shammay afirma: nadie despedirá a su mujer a no ser sólo si encuentra en ella indecencia, ya que está escrito: porque encontró en ella algo ignominioso [Dt 24,1]. La escuela de Hillel enseña: incluso si se dejó quemar la comida... R. Aquiba dice: incluso porque encontró a otra más hermosa que ella, ya que está escrito: si no encuentra gracia a sus ojos (Mishná Guittín 9,10). DOMINGO IV – Tiempo de Adviento Dios con nosotros
  6. 6. José, el soñador «Mientras pensaba en esto, el Ángel del Señor se le apareció en sueños y le dijo: «José, hijo de David, no temas tomar contigo a María tu mujer porque lo engendrado en ella es del Espíritu Santo» ( Mt 1,20). <ul><li>A lo largo del capítulo 2 habrá cuatro revelaciones en SUEÑOS que comunican la voluntad de Dios: </li></ul><ul><ul><li>« avisados en sueños que no volvieran donde Herodes, [los magos] se retiraron a su país por otro camino» (Mt 2,12). </li></ul></ul><ul><ul><li>Después que ellos se retiraron, el Angel del Señor se apareció en sueños a José y le dijo: «Levántate, toma contigo al niño y a su madre y huye a Egipto; y estate allí hasta que yo te diga. Porque Herodes va a buscar al niño para matarle» (2,13). </li></ul></ul><ul><ul><li>Muerto Herodes, el Angel del Señor se apareció en sueños a José en Egipto y le dijo: «Levántate, toma contigo al niño y a su madre, y ponte en camino de la tierra de Israel; pues ya han muerto los que buscaban la vida del niño» (2,19-20). </li></ul></ul><ul><ul><li>Pero al enterarse de que Arquelao reinaba en Judea en lugar de su padre Herodes, tuvo miedo de ir allí; y avisado en sueños , se retiró a la región de Galilea (2,22). </li></ul></ul>Como el otro José de la Biblia recibe comunicaciones por sueños (Gn 37,5-11). Los SUEÑOS son «nuestra forma de adivinación más antigua y respetada» (Plutarco, Obras Morales 159A). DOMINGO IV – Tiempo de Adviento Dios con nosotros
  7. 7. Jesús, la Salvación de parte de Dios «Ella dará a luz un hijo, a quien pondrás el nombre de Jesús, porque él salvará a su Pueblo de todos sus pecados» ( Mt 1,21). <ul><li>Todo el relato apunta a explicar desde el comienzo la identidad de Jesús, que será una pregunta central en el resto del Evangelio: </li></ul>El nombre que José debe poner al niño, según el ángel, indica la misión encomendada por Dios: « ¿ De dónde le viene , decían, esta sabiduría y ese poder de hacer milagros? ¿No es este el hijo del carpintero? » (Mt 13,54-55). <ul><li>Mateo deja claro que todo eso viene de Dios. </li></ul><ul><li>Pero también muestra desde el comienzo que la misión de Jesús está destinada a los pecadores: </li></ul>« Yo no he venido a llamar a los justos, sino a los pecadores » (Mt 9,13) Griego :   IESOUS Hebreo: YESHUA (Yehoshúa) SALVACIÓN JOSUE (YHW es Salvación) es el nombre del sucesor de Moisés, quien introdujo a Israel en la Tierra Prometida La salvación de Jesús es liberación de los pecados DOMINGO IV – Tiempo de Adviento Dios con nosotros
  8. 8. La presencia misericordiosa de Dios «Todo esto sucedió para que se cumpliera lo que el Señor había anunciado por el Profeta: &quot;La Virgen concebirá y dará a luz un hijo a quien pondrán el nombre de Emanuel&quot;, que traducido significa: «con nosotros [está] Dios» ( Mt 1,22-23). <ul><li>Mateo señala la misión de Jesús como cumplimiento del anuncio de Isaías 7,14. En un momento de crisis para Jerusalén, el profeta dirige la mirada del atemorizado rey Ajaz hacia su hijo recién concebido. Hay esperanza en medio de la guerra y de la amenaza de ruina </li></ul>porque un niño nos ha nacido, un hijo se nos ha dado. Estará el señorío sobre su hombro, y se llamará su nombre «Maravilla de Consejero», «Dios Fuerte», «Siempre Padre», «Príncipe de Paz»” (Is 9,5). <ul><li>Se trata de un niño que no puede hacer nada en el presente, pero sobre el cual brilla una promesa. La sucesión de títulos expresa todo lo que podrá llegar a ser, justificando su nombre de Im-manu-El , ya que el poder de Dios hará posible todo eso. Y así la consolidación del reino mostrará que el Dios que hizo promesas a David aún está en medio de su pueblo para cumplirlas. </li></ul><ul><li>El Evangelio invita a reconocer la PRESENCIA salvadora de Dios en los actos de misericordia de Jesús, con los enfermos y los pecadores. </li></ul><ul><li>Y nos propone prolongar esa presencia con nuestra propia misericordia (Mt 6,12-15; 18,33). </li></ul>DOMINGO IV – Tiempo de Adviento Dios con nosotros

×