“Dios no abandona” Oración parroquial 10 de noviembre
Anima grupo Earendel
ENGRANDECE MI ALMA
Engrandece mi alma al Señor,...
Isaías 41, 8-10
Pero tú, Israel, eres mi siervo. Tú eres mi elegido, pueblo de Jacob, raza de Abraham, mi
amigo,
yo te tra...
Anuncio- Nuevo medicamento que todo lo cura.
¿Atraviesas momentos difíciles como una enfermedad, la pérdida de un ser quer...
nuestra fe, nuestra convicción y nuestra confianza... Él es nuestro Padre Celestial y como
tal cuida de sus hijos con amor...
Nunca dejes de hablar con Dios y contarle tus problemas,
pues muchas personas buscan a alguien con quien hablar
y desahoga...
Nunca dejes de hablar con Dios y contarle tus problemas,
pues muchas personas buscan a alguien con quien hablar
y desahoga...
Upcoming SlideShare
Loading in …5
×

Dios no abandona

1,359 views

Published on

Published in: Spiritual
0 Comments
0 Likes
Statistics
Notes
  • Be the first to comment

  • Be the first to like this

No Downloads
Views
Total views
1,359
On SlideShare
0
From Embeds
0
Number of Embeds
50
Actions
Shares
0
Downloads
4
Comments
0
Likes
0
Embeds 0
No embeds

No notes for slide

Dios no abandona

  1. 1. “Dios no abandona” Oración parroquial 10 de noviembre Anima grupo Earendel ENGRANDECE MI ALMA Engrandece mi alma al Señor, y mi Espíritu se alegra en Dios mi salvador. Dadle gracias ahora y siempre, por todo lo que os ha dado y así podréis ver qué grande es el Señor, y así podréis ver qué grande es el Señor:.(bis). Lucas 11, 9-13 También les aseguro: pidan y se les dará, busquen y encontrarán, llamen y se les abrirá. Porque el que pide, recibe; el que busca, encuentra; y al que llama, se le abre. ¿Hay entre ustedes algún padre que da a su hijo una piedra cuando le pide pan? ¿Y si le pide un pescado, le dará en su lugar una serpiente? ¿Y si le pide un huevo, le dará un escorpión? Si ustedes, que son malos, saben dar cosas buenas a sus hijos, cuánto más el Padre del cielo dará el Espíritu Santo a aquellos que se lo pidan». A TU ENCUENTRO Me has mirado de nuevo a los ojos. Tu voz me ha acariciado. Te has sentado conmigo y hemos charlado. Mi voz entrecortada, hace tanto, tanto tiempo, pero estás ahí, a mi encuentro. ME GUSTARÍA CONTARTE, TODO ESO QUE YO SIENTO, ZAMBULLIRME EN TU ESPERANZA, LLENARME DE TUS ADENTROS, SER COMO PÁJARO QUE VUELA, ALLÁ EN LO ALTO, YENDO A TU ENCUENTRO. (bis)
  2. 2. Isaías 41, 8-10 Pero tú, Israel, eres mi siervo. Tú eres mi elegido, pueblo de Jacob, raza de Abraham, mi amigo, yo te traje de los confines de la tierra. Te llamé de una región lejana, diciéndote: «Tú eres mi servidor, yo me fijé en ti y te elegí.» No temas, pues yo estoy contigo; no mires con desconfianza, pues yo soy tu Dios; yo te he dado fuerzas, he sido tu auxilio, y con mi diestra victoriosa te he sostenido. EL SEÑOR ES MI PASTOR (Nico Montero) / Salmo 23 EL SEÑOR ES MI PASTOR, NADA ME FALTA, EL SEÑOR ES MI PASTOR. EL SEÑOR ES MI PASTOR, NADA ME FALTA, EL SEÑOR ES MI PASTOR. El Señor es mi pastor, nada me falta. En prados de hierba fresca me hace reposar, me conduce junto a fuentes tranquilas y repara mis fuerzas. Me guía por el camino justo, haciendo honor a su Nombre. Aunque pase por un valle tenebroso, ningún mal temeré, porque Tú estás conmigo. Tu vara y tu cayado me dan seguridad. Me preparas un banquete en frente de mis enemigos, perfumas con ungüento mi cabeza y mi copa rebosa. Tu amor y tu bondad me acompañan todos los días de mi vida; y habitaré en la casa del Señor por años sin término.
  3. 3. Anuncio- Nuevo medicamento que todo lo cura. ¿Atraviesas momentos difíciles como una enfermedad, la pérdida de un ser querido, un problema económico, una desilusión amorosa, etc? ¿Crees que Dios te ha abandonado, que no te ama, que se ha olvidado de ti, y un sin fin de cosas más? ¿Experimentas sentimientos de angustia, tristeza y hasta rebeldía, llegando incluso en casos extremos a renegar de la existencia de Dios? ¿Te has olvidado de Dios y lo buscas sólo cuando lo necesitas, cuando estás en momentos de gran dificultad? ¿Le echas la culpa de acontecimientos que sólo son fruto de la preciada libertad que junto con la madre naturaleza nos fue dada? ¿Sientes que tu cruz es demasiado pesada y ya no puedes más? Pues déjame decirte que, precisamente en aquellos momentos de mayor tribulación y desesperación existe una medicina revolucionaria avalada durante miles de años, ¡sí, es Dios! porque Él nunca te abandona, solo nos pone a prueba para conocer lo grande que es
  4. 4. nuestra fe, nuestra convicción y nuestra confianza... Él es nuestro Padre Celestial y como tal cuida de sus hijos con amor incomparable. Si cuida de las aves, los peces y de toda la hermosa creación... ¡Cómo no va a cuidar de sus hijos predilectos! ¡Si ese es tu caso, no pierdas más tiempo y haz tu pedido! - Para hacer tu pedido: Habla con Dios a través de la oración, y haz de este medio maravilloso de comunicación la vía infalible para tener un lazo, un contacto permanente con Él. No dejes que el dolor, por grande que este sea, te acaben y te conviertan en una persona incrédula, irritable y desconfiada ... Tú tienes la decisión en tus manos, piensa que Dios te envía pruebas muy duras, no para alejarte de Él, sino todo lo contrario, para acercarte más a Él, y que a partir de ese momento lo hagas tu amigo inseparable, un amigo como no hay otro, que está dispuesto a escucharte y abrirte sus brazos las 24 horas del día ... un amigo al que puedes acudir sin temor ni recelo alguno, porque Dios es Amor, y ÉL quiere compartir ese amor contigo para siempre ... ¡Recuérdalo ! la decisión está en tus manos. Ora ya!! Momento de reflexión. El que quiera puede compartirlo con el resto. Peticiones y acción de gracias. El Nunca Te Abandona Porque TE AMA Cuando has llorado en angustia y dolor... Dios ha contado tus lágrimas. Cuando crees que tu vida se ha detenido y el tiempo solo pasa... Dios espera contigo. Cuando estás solo y tus amigos están muy ocupados, aún para una llamada telefónica... Dios está a tu lado. Cuando has tratado todo y no sabes hacia donde ir... Dios te mostrará el camino. Cuando nada tiene sentido y estás frustrado sin saber hacia dónde ir... Dios tiene la respuesta. Si de repente tu mirada al mundo exterior se hace más brillante y encuentras senderos de luz... Dios te ha susurrado en el oído. Cuando las cosas van bien, y tienes mucho que agradecer... Dios te ha bendecido. No importa si te sientes bien o mal. Dios siempre está contigo y te acompaña en las buenas y en las malas.
  5. 5. Nunca dejes de hablar con Dios y contarle tus problemas, pues muchas personas buscan a alguien con quien hablar y desahogarse, sin embargo no hablan con el único que siempre va a escuchar con misericordia y paciencia, sin sacar a relucir tus errores. Busca a Dios de corazón y cuéntale tus problemas, pues El siempre te acompaña y te cuida... lo creas o no... te guste o no... El nunca te abandona...porque te ama. Mateo 28, 16-20 Por su parte, los Once discípulos partieron para Galilea, al monte que Jesús les había indicado. Cuando vieron a Jesús, se postraron ante él, aunque algunos todavía dudaban. Jesús se acercó y les habló así: «Me ha sido dada toda autoridad en el Cielo y en la tierra. Vayan, pues, y hagan que todos los pueblos sean mis discípulos. Bautícenlos en el Nombre del Padre y del Hijo y del Espíritu Santo, y enséñenles a cumplir todo lo que yo les he encomendado a ustedes. Yo estoy con ustedes todos los días hasta el fin de la historia.» Padre nuestro (Unidos en la alegría)
  6. 6. Nunca dejes de hablar con Dios y contarle tus problemas, pues muchas personas buscan a alguien con quien hablar y desahogarse, sin embargo no hablan con el único que siempre va a escuchar con misericordia y paciencia, sin sacar a relucir tus errores. Busca a Dios de corazón y cuéntale tus problemas, pues El siempre te acompaña y te cuida... lo creas o no... te guste o no... El nunca te abandona...porque te ama. Mateo 28, 16-20 Por su parte, los Once discípulos partieron para Galilea, al monte que Jesús les había indicado. Cuando vieron a Jesús, se postraron ante él, aunque algunos todavía dudaban. Jesús se acercó y les habló así: «Me ha sido dada toda autoridad en el Cielo y en la tierra. Vayan, pues, y hagan que todos los pueblos sean mis discípulos. Bautícenlos en el Nombre del Padre y del Hijo y del Espíritu Santo, y enséñenles a cumplir todo lo que yo les he encomendado a ustedes. Yo estoy con ustedes todos los días hasta el fin de la historia.» Padre nuestro (Unidos en la alegría)

×