Bi blioteca mia

2,393 views

Published on

0 Comments
0 Likes
Statistics
Notes
  • Be the first to comment

  • Be the first to like this

No Downloads
Views
Total views
2,393
On SlideShare
0
From Embeds
0
Number of Embeds
10
Actions
Shares
0
Downloads
5
Comments
0
Likes
0
Embeds 0
No embeds

No notes for slide

Bi blioteca mia

  1. 1. Para encender la luz clic en elbotón
  2. 2. Para encender elfuego
  3. 3. Para leer poema elige la estantería del autor y PPP hacer clic Gabriela Mistral García Lorca- PabloRosalía de Castro NerudaJorge Luis José MartíBorgesAntonio Machado Gustavo Adolfo BécquerMario Benedetti Miguel de Unamuno
  4. 4. Biografía Federico García LorcaFuente Vaqueros, España, 1898 - Vinar, id., 1936)Poeta y dramaturgo español. Los primeros añosde la infancia de Federico García Lorcatranscurrieron en el ambiente rural de supequeño pueblo granadino, para después ir aestudiar a un colegio de Almería.Continuó sus estudios superiores en laUniversidad de Granada: estudió filosofía y letrasy se licenció en derecho. En la universidad hizoamistad con Manuel de Falla, quien ejerció unagran influencia en él, transmitiéndole su amorpor el folclore y lo popular. Siguiente
  5. 5. Granada GRANADA Nadie va con ellas, nadie; dos garzas y una paloma. Granada, calle de Elvira, Pero en el mundo hay galanes donde viven las manolas, que se tapan con las hojas. las que se van a la Alhambra, La catedral ha dejado las tres y las cuatro solas. bronces que la brisa toma; Una vestida de verde, El Genil duerme a sus bueyes otra de malva, y la otra, y el Duro a sus mariposas. un coselete escocés con cintas hasta la cola. La noche viene cargada con sus colinas de sombra; Las que van delante, garzas una enseña los zapatos la que va detrás, paloma, entre volantes de blonda; abren por las alamedas la mayor abre sus ojos muselinas misteriosas. y la menor los entorna.¡Ay, qué oscura está la Alhambra! ¿Adónde irán las manolas ¿Quién serán aquellas tres mientras sufren en la umbría de alto pecho y larga cola? el surtidor y la rosa? ¿Por qué agitan los pañuelos? ¿Adónde irán a estas horas? ¿Qué galanes las esperan? Granada, calle de Elvira, ¿Bajo qué mirto reposan? donde viven las manolas, ¿Qué manos roban perfumes las que se van a la Alhambra, a sus dos flores redondas? las tres y las cuatro solas. Siguiente
  6. 6. ALBA Mi corazón oprimido Qué haré yo sobre estos campos siente junto a la alborada cogiendo nidos y ramas, el dolor de sus amores rodeado de la aurora y el sueño de las distancias. y llena de noche el alma! La luz de la aurora lleva ¡Qué haré si tienes tus ojos semillero de nostalgias muertos a las luces claras y no ha de sentir mi carne y la tristeza sin ojos el calor de tus miradas! de la médula del alma. La gran tumba de la noche ¿Por qué te perdí por siempre su negro velo levanta en aquella tarde clara? para ocultar con el día Hoy mi pecho está resecola inmensa cumbre estrellada. como una estrella apagada. volver
  7. 7. Biografía Rosalía de castroRosalía de Nada en concreto sabemos de la educaciónCASTRO de Rosalía, que en la escuela primaria mostró ya aptitudes para verificar; Cultivaba estas dos actividades artísticas, el dibujo y la música. Era aficionada a la declamación, ya que en 1854 interpretó el papel principal del drama Rosmando, de Gil y Zárate, en el Liceo de la Juventud; y en el 1860, ya casada, participó en una función dramática a beneficio de los heridos en la campaña de Arica, también en Santiago. En ambas ocasiones alcanzó éxito extraordinario. Rosalía de Castro contrajo matrimonio con Manuel Martínez Murga el 10 de octubre de 1858,en la iglesia parroquial de San Ildefonso. Al año siguiente Rosalía da luz a su primera hija, Alejandra, a la que han de seguir seis hijos más. El domicilio del matrimonio cambio muchas veces. La vida de Rosalía se desenvuelve entre Madrid y Sí mancas, donde escribió la mayoría de las composiciones de Follas novas. Siguiente
  8. 8. Poema Del Rumor de Poema Busca y Anhela El Rosalía de Castro Sosiego de Rosalía Del rumor cadencioso de la onda Busca y anhela el sosiego… y el viento que muge; mas… ¿quién le sosegará? del incierto reflejo que alumbra Con lo que sueña despierto, la selva o la nube; dormido vuelve a soñar. del piar de alguna ave de paso; Que hoy como ayer, y mañana del agreste ignorado perfume cual hoy, en su eterno afán, que el céfiro roba de hallar el bien que ambiciona al valle o a la cumbre, -cuando sólo encuentra el mal-,mundos hay donde encuentran asilo siempre a soñar condenado, las almas que al peso nunca puede sosegar. del mundo sucumben. Siguiente
  9. 9. Dicen Que No Hablan Las Plantas Dicen que no hablan las plantas, ni las fuentes, ni los pájaros,Poema En Los Ecos de Rosalía de Castro Ni el onda con sus rumores, ni con su brillo los astros, Lo dicen, pero no es cierto, pues siempre cuando yo paso,En los ecos del órgano, o en el rumor del viento, De mí murmuran y exclaman: en el fulgor de un astro o en la gota de lluvia, ?Ahí va la loca soñando te adivinaba en todo, y en todo te buscaba, Con la eterna primavera de la vida y de los campos, sin encontrarte nunca. Y ya bien pronto, bien pronto, tendrá los cabellos canos,Quizás después te ha hallado, te ha hallado y ha Y ve temblando, aterida, que cubre la escarcha el prado. perdido otra vez de la vida en la batalla ruda, ?Hay canas en mi cabeza, hay en los prados escarcha, ya que sigue buscándote y te adivina en todo, Mas yo prosigo soñando, pobre, incurable sonámbula, sin encontrarte nunca. Con la eterna primavera de la vida que se apaga Pero sabe que existes y no eres vano sueño, Y la perenne frescura de los campos y las almas, hermosura sin nombre, pero perfecta y única. Aunque los unos se agostan y aunque las otras se Por eso vive triste, porque te busca siempre, abrasan. sin encontrarte nunca. Astros y fuentes y flores, no murmuréis de mis sueños, Sin ellos, ¿cómo admiraros ni cómo vivir sin ellos? volver
  10. 10. Biografía de Jorge Luis BorgesJorge Luis Borges Jorge Francisco Isidoro Luis Borges (Buenos Aires, 24 de agosto de 1899 – Ginebra, 14 de junio de 1986) fue un escritor argentino, uno de los autores más destacados de la literatura del siglo XX. Publicó ensayos breves, cuentos y poemas. Su obra, fundamental en la literatura y en el pensamiento humano, ha sido objeto de minuciosos análisis y de múltiples interpretaciones, trasciende cualquier clasificación y excluye cualquier tipo de dogmatismo. de la racionalidad. Siendo un literato puro pero, paradójicamente, preferido por los semióticos, matemáticos, filólogos, filósofos y mitólogos, Borges ofrece —a través de la perfección de su lenguaje, de sus conocimientos, del universalismo de sus ideas, de la originalidad de sus ficciones y de la belleza de su poesía— una obra que hace honor a la lengua española y la mente universal. Siguiente
  11. 11. Sábado Ya no Seré Feliz Afuera hay un ocaso, alhaja oscura engastada en el tiempo,Ya no seré feliz. Tal vez no importa. y una honda ciudad ciegaHay tantas otras cosas en el mundo; de hombres que no te vieron.un instante cualquiera es más profundo la tarde calla o canta.y diverso que el mar. La vida es corta Alguien descrucifica los anhelos clavados en el piano.y aunque las horas son tan largas, una Siempre, la multitud de tu hermosura.oscura maravilla nos acecha,la muerte, ese otro mar, esa otra flecha A despecho de tu desamorque nos libra del sol y de la luna tu hermosura prodiga su milagro por el tiempo.y del amor. La dicha que me diste Está en ti la venturay me quitaste debe ser borrada; como la primavera en el hoja nueva.lo que era todo tiene que ser nada. Ya casi no soy nadie, soy tan sólo ese anheloSólo que me queda el goce de estar triste, que se pierde en la tarde.esa vana costumbre que me inclina En ti está la deliciaal Sur, a cierta puerta, a cierta esquina como está la crueldad en las espadas Siguiente
  12. 12. Final de Año Ni el pormenor simbólico de reemplazar un tres por un dos ni esa metáfora baldía Soy que convoca un lapso que muere y otro Soy el que sabe que no es menos vano que surge que el vano observador que en el espejo ni el cumplimiento de un proceso de silencio y cristal sigue el reflejo astronómico o el cuerpo (da lo mismo) del hermano. aturden y socavan la altiplanicie de esta noche Soy, tácitos amigos, el que sabe y nos obligan a esperar que no hay otra venganza que el olvido las doce irreparables campanadas. ni otro perdón. Un dios ha concedido La causa verdadera al odio humano esta curiosa llave. es la sospecha general y borrosa del enigma del Tiempo; Soy el que pese a tan ilustres modos es el asombro ante el milagro de errar, no ha descifrado el laberinto de que a despecho de infinitos azares, singular y plural, arduo y distinto, de que a despecho de que somos las gotas del río de Heráclito, del tiempo, que es de uno y esa de todos. perdure algo en nosotros:Soy el que es nadie, el que no fue una espada inmóvil en la guerra. Soy eco, olvido, nada. volver
  13. 13. Biografía Antonio MachadoAntonio Machado (Sevilla, 1875 - Colliure, 1939) Poeta español. Aunque influido por el modernismo y el simbolismo, su obra es expresión lírica del ideario de la Generación del 98. Hijo del folclorista Antonio Machado y Álvarez y hermano menor del también poeta Manuel Machado, pasó su infancia en Sevilla y en 1883 se instaló con su familia en Madrid. Se formó en la Institución Libre de Enseñanza y en otros institutos madrileños. En 1899, durante un primer viaje a París, trabajó en la editorial Garniel, y posteriormente regresó a la capital francesa, donde entabló amistad con R. Darío. De vuelta a España frecuentó los ambientes literarios, donde conoció a J. R. Jiménez, R. del Valle-Inclán y M. de Unamuno. 6 Siguiente
  14. 14. A un viejo y distinguido señor Allá en las tierras altasTe he visto, por el parque ceniciento Allá, en las tierras altas,que los poetas aman por donde traza el Dueropara llorar, como una noble sombra su curva de ballestavagar, envuelto en tu levita larga. en torno a Soria, entre plomizos cerros El talante cortés, ha tantos años y manchas de raídos encinares,compuesto de una fiesta en la antesala, mi corazón está vagando, en sueños... —¡qué bien tus pobres huesos ¿No ves, Leonor, los álamos del río ceremoniosos guardan!— con sus ramajes yertos? Yo te he visto, aspirando distraído, Mira el Mancajó azul y blanco; damecon el aliento que la tierra exhala tu mano y paseemos.—hoy, tibia tarde en que las mustias hojas Por estos campos de la tierra mía,húmedo viento arranca—, bordados de olivares polvorientos,del eucalipto verde voy caminando solo,el frescor de las hojas perfumadas. triste, cansado, pensativo y viejo.Y te he visto llevar la seca manoa la perla que brilla en tu corbata Siguiente
  15. 15. Amada, el aurea dice Caminantes, son tus huellasAmada, el aurea dicetu pura veste blanca... Caminante, son tus huellasNo te verán mis ojos; el camino y nada más;¡mi corazón te aguarda! Caminante, no hay camino,El viento me ha traído se hace camino al andar.tu nombre en la mañana; Al andar se hace el camino,el eco de tus pasos y al volver la vista atrásrepite la montaña... se ve la senda que nuncaNo te verán mis ojos; se ha de volver a pisar.¡mi corazón te aguarda! Caminante no hay caminoEn las sombrías torres sino estelasrepican las campanas...No te verán mis ojos;¡mi corazón te aguarda!Los golpes del martillodicen la negra caja;y el sitio de la fosa,los golpes de la azada...No te verán mis ojos;¡mi corazón te aguarda! volver
  16. 16. Biografía Mario Benedetti Nació en Uruguay, de padres italianos, en 1920. Hombre polifacético, ha escrito numerosos libros, ensayos, poemas y artículosMario Benedetti periodísticos. Su larga trayectoria comenzó en 1945, fundando el semanario “Marcha” y colaborando a lo largo de esos años en multitud de publicaciones. Desde 1971 se integró activamente en la coalición de izquierdas de su país “Frente Amplio”. Tras el golpe de Estado de 1973 abandona su cargo en la universidad y ese compromiso político en su tierra natal le llevó al exilio, primero a Buenos Aires y posteriormente a España durante diez años. En 1983 vuelve a Uruguay y se reencuentra con su esposa, que se vio obligada a permanecer todos esos años cuidando a las madres de ambos. Ha sido galardonado en multitud de ocasiones y en diversos países, y caben destacar, como simple botón de muestra, en 1999 el Premio Reina Sofía de Poesía y en 2005 el Premio Internacional Menéndez Pelayo. En el año 1997 fue nombrado Doctor Honoris causa por la Universidad de Alicante Siguiente
  17. 17. Ayer Ayer pasó el pasado lentamente con su vacilación definitiva Botellas al Mar sabiéndote infeliz y a la deriva con tus dudas selladas en la frentePongo estos seis versos en mi botella al mar ayer pasó el pasado por el puente con el secreto designio de que algún día y se llevó tu libertad cautiva llegue a una playa casi desierta cambiando su silencio en carne viva y un niño la encuentre y la destape por tus leves alarmas de inocente y en lugar de versos extraiga piedritas ayer pasó el pasado con su historia y socorros y alertas y caracoles. y su deshilachada incertidumbre/ con su huella de espanto y de reproche fue haciendo del dolor una costumbre sembrando de fracasos tu memoria y dejándote a solas con la noche Siguiente
  18. 18. Ay del sueño Como un milagroAy del sueñosi sobrevivo es ya borrándome La linda parejita que transcurreya desconfiado y permante por el viejo teclado de baldosasy tantas veces me hundo y sueño sabe y no sabe de su amor a términomuslo a tu muslo o de las marcas que impondrán los díasboca a tu bocanunca sabré quién sos la linda parejita en su burbujaahora que estoy insomne no quiere saber nada de cenizascomo un sagrado ni de cuevas ajenas ni de fobiasy permanezco sólo pide quererse a encontronazosquiero morir de siestamuslo a tu muslo asume su pasión como una ergástulaboca a tu boca nada de libertad condicionadapara saber quién sos con sus dos soledades basta y sobraAy del sueño con sus dos cuerpos y sus cuatro manoscon esta poca alma a destajosoñar a nado tiernamente tiene razón la linda parejitaasí me llamen permanezco no es fácil instalarse en la excepciónmuslo a tu muslo el plazo del amor es un instanteboca a tu boca y hay que hacerlo durar como unquiero quedarme en vos milagro volver
  19. 19. Gabriela Mistral Biografía, Gabriela mistral (Seudónimo literario de Lucilia Godoy; Vicuña, Chile, 1889 - Nueva York, 1957) Poetisa y educadora chilena. Hija de un maestro de escuela, con dieciséis años Gabriela Mistral decidió dedicarse ella también a la enseñanza; trabajó como profesora de secundaria en su país y como directora de escuela. Gabriela Mistral se dio a conocer en los Juegos Florales de Chile en 1914 con el libro de poemas Los sonetos de la muerte, nacidos del dolor causado por el suicidio de su prometido, el empleado ferroviario Romelio Ureta, a quien había conocido en 1906. Estos sonetos fueron incorporados en 1922 a una colección más amplia de sus versos realizada por el Instituto Hispánico de Nueva York bajo el título de Desolación. Siguiente
  20. 20. Volverlo a ver Apegado a Mi¿Y nunca, nunca más, ni en noches llenas Velloncito de mi carne,de temblor de astros, ni en las alboradas que en mi entraña yo tejí,vírgenes, ni en las tardes inmoladas? velloncito friolento, ¡duérmete apegado a mí!¿Al margen de ningún sendero pálido,que ciñe el campo, al margen de ninguna La perdiz duerme en el trébolfontana trémula, blanca de luna? escuchándole latir: no te turben mis alientos,¿Bajo las trenzadoras de la selva, ¡duérmete apegado a mí!donde llamándolo me ha anochecido,ni en la gruta que vuelve mi alarido? Hierbecita temblorosa asombrada de vivir,¡Oh, no! ¡Volverlo a ver, no importa dónde, no te sueltes de mi pecho:en remansos de cielo o en vórtice hervidor, ¡duérmete apegado a mí!bajo unas lunas plácidas o en un cárdenohorror! Yo que todo lo he perdido ahora tiemblo de dormir.¡Y ser con él todas las primaverasy los inviernos, en un angustiado No resbales de mi brazo:nudo, en torno a su cuello ensangrentado! ¡duérmete apegado a mí Siguiente
  21. 21. Ruth Mujer fuerte Ruth moabita a espigar va a las eras, Me acuerdo de tu rostro que se fijó en mis días,aunque no tiene ni un campo mezquino. mujer de saya azul y de tostada frente,Piensa que es Dios dueño de las praderas que en mi niñez y sobre mi tierra de ambrosía y que ella espiga en un predio divino. vi abrir el surco negro en un abril ardiente. El sol caldeo su espalda acuchilla, Alzaba en la taberna, honda, la copa impura baña terrible su dorso inclinado; el que te apegó un hijo al pecho de azucena, arde de fiebre su leve mejilla, y bajo ese recuerdo, que te era quemadura, y la fatiga le rinde el costado. caía la simiente de tu mano, serena.Booz se ha sentado en la parva abundosa. Segar te vi en enero los trigos de tu hijo, El trigal es una onda infinita, y sin comprender tuve en ti los ojos fijos, desde la sierra hasta donde él reposa, agrandados al par, de maravilla y llanto.que la abundancia ha cegado el camino... Y el lodo de tus pies todavía besara,Y en la onda de oro la Ruth moabita viene, porque entre cien mundanas no he encontrado tu cara espigando, a encontrar su destino. ¡y aun te sigo en los surcos la sombra con mi canto! volver
  22. 22. Pablo Menuda Biografía Pablo Menuda Diseminada en miles de versos ha quedado para la posteridad la biografía, íntima y pública, secreta y militante, del gran poeta chileno Pablo Neruda. Nos legó además la crónica de sus días agitados y viajeros en unas líricas memorias tituladas Confieso que he vivido, y sobre su figura han escrito numerosos amigos del escritor, su apasionada viuda Matilde Urrutia y centenares de críticos e historiadores Siguiente
  23. 23. El NUEVO SONETO A ELENA TENGO MIEDO Cuando estés vieja, niña (Ronzad ya te lo dijo), Tengo miedo. La tarde es gris y la tristeza del cielo se abre como una boca de muerto. te acordarás de aquellos versos que yo decía. Tiene mi corazón un llanto de princesaTendrás los senos tristes de amamantar tus hijos, olvidada en el fondo de un palacio desierto. los últimos retoños de tu vida vacía... Tengo miedo. Y me siento tan cansado y pequeño Yo estaré tan lejano que tus manos de cera que reflejo la tarde sin meditar en ella. ararán el recuerdo de mis ruinas desnudas. (En mi cabeza enferma no ha de caber un sueño Comprenderás que puede, nevar en primavera así como en el cielo no ha cavado una estrella.) y que en la primavera las nieves son más crudas. Sin embargo en mis ojos una pregunta existe Yo estaré tan lejano que el amor y la pena y hay un grito en mi boca que mi boca no grita. que antes vacié en tu vida como un ánfora plena No hay oído en la tierra que oiga mi queja triste estarán condenados a morir en mis manos... abandonada en medio de la tierra infinita! i Y será tarde porque se fue mi adolescencia, Se muere el universo, de una calma agonía tarde porque las flores una vez dan esencia sin la fiesta del sol o el crepúsculo verde. y porque aunque me llames yo estaré tan lejano... Agoniza Saturno como una pena mía, la tierra es una fruta negra que el cielo muerde Siguiente
  24. 24. BARRIO SIN LUZ ¿Se poesía de las cosas o no la puede condensar mi vida? Dispone de sus regocijos Ayer mirando el último crepúsculo yo era un manchón de musgo entre unas ruinas.Mis tristezas se las destinoa los que me hicieron sufrir, Las ciudades hollines y venganzas,pero me olvidé cuáles fueron, la cochinada gris de los suburbios,y no sé dónde las dejé, la oficina que encorva las espaldas,si las ven en medio del bosque el jefe de ojos turbios.son como las enredaderassuben del suelo con sus hojas Sangre de un arrebol sobre los cerros,y terminan donde terminas, sangre sobre las calles y las plazas,en tu cabeza o en el aire, dolor de corazones rotos,y para que no suban más podre de hastíos y de lágrimas.hay que cambiar de primavera. Un río abraza el arrabal como una mano helada que tienta en las tinieblas: sobre sus aguas se avergüenzan de verse las estrellas va la volver
  25. 25. José Martí Biografía José Martí La Habana, 1853 - Dos Ríos, Cuba, 1895) Político y escritor cubano. Nacido en el seno de una familia española con pocos recursos económicos, a la edad de doce años José Martí empezó a estudiar en el colegio municipal que dirigía el poeta Rafael María de Mandile, quien se fijó en las cualidades intelectuales del muchacho y decidió dedicarse personalmente a su educación. El joven Martí pronto se sintió atraído por las ideas revolucionarias de muchos cubanos, y tras el inicio de la guerra de los Diez Años y el encarcelamiento de su mentor, inició su actividad revolucionaria: publicó una gacetilla El Diablo Cojuelos poema «Abdalá Siguiente
  26. 26. Valle Lozano Dígame mi labriego Otros, con dagas grandes ¿Cómo es que ha andado Mi pecho araron: Cultivo una rosa blanca En esta noche lóbrega Pues, ¿qué hierro es el tuyo Cultivo una rosa blanca Este hondo campo? Que no hace daño? En Junio como en Enero, Dígame de qué flores Y esto dije -y el niño Para el amigo sincero, Untó el arado Riendo me trajo Que me da su mano franca. Que la tierra olorosa En sus dos manos blancasY para el cruel que me arranca Trasciende a nardos? Un beso casto. El corazón con que vivo, Dígame de qué ríos Cardo ni ortiga cultivo Regó ese prado, cultivo una rosa blanca Que era un valle muy negro Y ora es lozano Siguiente
  27. 27. Con la primavera Cuando me puse a pensar Con la primavera Viene la canción, Cuando me puse a pensar La tristeza dulce La razón me dio a elegir Y el galante amor. Entre ser quien soy, o ir El ser ajeno a emprestar, Con la primavera Viene una ansiedad Mas me dije: si el copiar De pájaro preso Fuera ley, no nacería Que quiere volar. Hombre alguno, pues haría Lo que antes de él se ha hecho:No hay cetro más noble Y dije, llamando al pecho, Que el de padecer: ¡Sé quien eres, alma mía! Sólo un rey existe: El muerto es el rey. volver
  28. 28. GUSTAVO ADOLFO BEQUER BIOGRAFIA GUSTAVO BEQUER (Gustavo Adolfo Domínguez Bastida; Sevilla, 1836- Madrid, 1870) Poeta español. Hijo y hermano de pintores, quedó huérfano a los diez años y vivió su infancia y su adolescencia en Sevilla, donde estudió humanidades y pintura. En 1854 se trasladó a Madrid, con la intención de hacer carrera literaria. Sin embargo, el éxito no le sonrió; su ambicioso proyecto de escribir una Historia de los templos de España fue un fracaso, y sólo consiguió publicar un tomo, años más tarde. Para poder vivir hubo de dedicarse al periodismo y hacer adaptaciones de obras de teatro extranjero, principalmente del francés, en colaboración con su amigo Luis García Luna, adoptando ambos el seudónimo de «Adolfo García» Siguiente
  29. 29. Rima 1 Amor Eterno Yo sé un himno gigante y extrañoPodrá nublarse el sol eternamente; que anuncia en la noche del alma una aurora, .Podrá secarse en un instante el mar; y estas páginas son de ese himnoPodrá romperse el eje de la tierra cadencias que el aire dilata en las sombras.Como un débil cristal.¡todo sucederá! Podrá la muerte Yo quisiera escribirle, del hombreCubrirme con su fúnebre crespón; domando el rebelde, mezquino idioma,Pero jamás en mí podrá apagarse con palabras que fuesen a un tiempoLa llama de tu amor. suspiros y risas, colores y notas. Pero en vano es luchar, que no hay cifra capaz de encerrarle; y apenas, ¡oh, hermosa!, si, teniendo en mis manos las tuyas, pudiera, al oído, cantártelo a solas Siguiente
  30. 30. Rima2 Saeta que voladora cruza, arrojada al azar, y que no se sabe dónde Esa Queja del piano temblando se clavará; a intervalos desprendidas, hoja que del árbol seca sirenas adormecidas arrebata el vendaval, que evoca tu blanca mano,sin que nadie acierte el surco no esparcen al aire en vano donde al polvo volverá; el melancólico son; pues de la oculta mansión gigante ola que el viento en que mi pasión se esconde, riza y empuja en el mar, a cada nota responde y rueda y pasa, y se ignora un eco del corazón. qué playa buscando va;luz que en cercos temblorosos brilla, próxima a expirar, y que no se sabe de ellos cuál el último será; eso soy yo, que al acaso cruzo el mundo sin pensar de dónde vengo ni a dónde mis pasos me llevarán. volver
  31. 31. MIGUEL UNAMUNO Biografía Miguel Unamuno Bilbao, 1864 - Salamanca, 1936) Escritor, poeta y filósofo español, principal exponente de la Generación del 98. Entre 1880 y 1884 estudió filosofía y letras en la universidad de Madrid, época durante la cual leyó a T. Carlisle, Heber Spencer, Friedrich Hegel y Karl Marx. Se doctoró con la tesis Crítica del problema sobre el origen y prehistoria de la raza vasca, y poco después accedió a la cátedra de lengua y literatura griega en la universidad de Salamanca, en la que desde 1901 fue rector y catedrático de historia de la lengua castellana. Siguiente
  32. 32. Terra de Castilla Tú me levantas, tierra de Castilla, El Buitre en la rugosa palma de tu mano,al cielo que te enciende y te refresca, Este buitre voraz de ceño torvo al cielo, tu amo, que me devora las entrañas fiero y es mi único constante compañero Tierra nervuda, enjuta, despejada, labra mis penas con su pico corvo. madre de corazones y de brazos, toma el presente en ti viejos colores El día en que le toque el postrer sorbo del noble antaño. apurar de mi negra sangre, quiero que me dejéis con él solo y señero Con la pradera cóncava del cielo un momento, sin nadie como estorbo.lindan en torno tus desnudos campos, tiene en ti cuna el sol y en ti sepulcro Pues quiero, triunfo haciendo mi agonía y en ti santuario. mientras él mi último despojo traga, sorprender en sus ojos la sombría Es todo cima tu extensión redonda y en ti me siento al cielo levantado, mirada al ver la suerte que le amaga aire de cumbre es el que se respira sin esta presa en que satisfacía aquí, en tus páramos. el hambre atroz que nunca se le apaga. ¡Ara gigante, tierra castellana, a ese tu aire soltaré mis cantos, si te son dignos bajarán al mundo Siguiente desde lo alt
  33. 33. Dulcísimo vanas Home ms Duele mas la Impotencia Al amor de la lumbre cuya llama como una cresta de la mar ondea. Duele mas la impotencia Se oye fuera la lluvia que gotea que el dolor físico sobre los chopos. Previsora el ama duele mas la indiferencia que el desamor supo ordenar se me temple la cama duele mas la hipocresía con sahumerio. En tanto la Odisea que la mentira montes y valles de mi pecho orea duele mas la desilusión de sus ficciones con la rica trama que el desengaño duele mas la falsa compañía preparándome el sueño. Del castaño que una sola amistad que más de cien generaciones de hojaduele mas un jardín abandonado criara y vio morir, cabe el escaño que un jardín pobreduele mas una infancia sin alegría abrasándose el tronco con su roja que una infancia no vivida brasa me reconforta. ¡Dulce engaño duele mas la virtud solitaria la ballesta de mi inquietud afloja que el vicio compartido duele mas una lluvia de besos sin pasión que un solo beso de corazón volver

×