Successfully reported this slideshow.
We use your LinkedIn profile and activity data to personalize ads and to show you more relevant ads. You can change your ad preferences anytime.

Historia del squalus

1,404 views

Published on

  • Be the first to comment

  • Be the first to like this

Historia del squalus

  1. 1. La historia del squalus Rescate de 33 marinos del submarino Squalus 25-05-1939 Rescate de 33 mineros de la mina San José 13-10-2010 Por Julio Pernas 33 Supervivientes
  2. 2. El 5 de agosto de 2010 quedaron atrapados 33 mineros en la mina San José en el desierto de Artacama de Chile, debido a un derrumbe que se produjo a 622 metros de profundidad. Sólo el día 22 de agosto, 17 días después, se supo que todos estaban con vida, gracias a un mensaje enviado desde el interior a través de una sonda. Tras semanas de perforación, el rescate se concretó con éxito el día 13 de octubre, empleando una cápsula. Este suceso, me trajo a la memoria el rescate de los 33 submarinistas del USS Squalus S-192. Rescate de los 33 mineros de la mina San Jose de Chile
  3. 3. <ul><li>La quilla del USS Squalus (SS-192) fue puesta el 18 de octubre de 1937 en el astillero de la Armada de Portsmouth, Kittery, Maine. Su botadura fue el 14 de septiembre de 1938, siendo la madrina la Sra. Caroline Brownson Hart, esposa del almirante Thomas C. Hart, y entregado a la Armada el 1 de marzo 1939, siendo su primer comandante Oliver F. Naquin. </li></ul>Historia del USS Squalus (SS-192)
  4. 4. Características Clase: Sargo Desplazamiento: 1450 ton. en superficie, 2.400 ton. en inmersión. Dimensiones: Eslora 95 metros, Manga 8,3 metros Cota de inmersión de seguridad: 76 metros. Propulsión: Diesel eléctrica, 4 diesel GM 16-278A (4.610 cv), 4 motores eléctricos GE (2.740 cv); 2 hélices, 18 nudos en superficie / 10 nudos sumergido Tripulación: 59 Armamento: 10 tubos de 533 mm. (24 torpedos) Historia del USS Squalus (SS-192)
  5. 5. A las 08:00 de la mañana del 23 de mayo de 1939 el, por aquel entonces más moderno submarino de los EEUU, el USS Squalus (SS-192) abandona Porthmouth para realizar su inmersión número 19, bajo el mando del Teniente Oliver Naquin. A bordo viajaban 5 oficiales, 51 marineros y 3 inspectores civiles. para un viaje de pruebas. Salida a la mar del Squalus
  6. 6. Para la tripulación aquel día era uno más de trabajo, después de haber realizado dieciocho inmersiones con el submarino se disponía a realizar, la llamada inmersión rápida o de emergencia, que consiste en sumergirse a 30 metros navegando en superficie a 16 nudos en un tiempo máximo de 60 segundos. Pasado este ejercicio el submarino se uniría a la flota en Pearl Harbor. Inmersión de pruebas del Squalus
  7. 7. Cuando alcanzó la zona de la prueba (al sureste de las Islas Shoals) a las 08:30 comunicó con la base que iniciaba las pruebas previstas alrededor de las 08:45. El comandante, Naquin, ordenó la inmersión. Cuando todas las luces del panel de inmersión estaban en verde, incluida la válvula principal de inducción encargada de suministrar aire a los diesel, da comienzo el llenado de los tanques de lastre y el submarino comienza su descenso. Ahora impulsado por los motores eléctricos alcanza los 30 metros en menos de 60 segundos lo que constituye la superación de la prueba. El Squalus hace la inmersión nº 19
  8. 8. A bordo comienzan las felicitaciones por el trabajo realizado, cuando de repente la sala de mando se sobresalta, el encargado de comunicaciones con el resto de los compartimientos, anuncia que escucha gritos a través de sus auriculares. ¡La sala de máquinas se esta inundando! comunica. Mientras el agua inunda los compartimentos de popa, los hombres corrían hacia la sala de control huyendo de la muerte. Sólo cinco personas lo lograron. Pero los problemas continuaban, el riesgo de explosión de las baterías era algo inminente, 70.000 amperios en contacto con el agua de mar eran una bomba de relojería. Gracias a la intervención del electricista jefe cortando la energía se evita la catástrofe. El Squalus de inunda
  9. 9. El Squalus se hunde El segundo comandante ordena “ BLOW ALL BALLAST”, “largar todo el lastre”, maniobra que le hubiera hecho emerger aboyado, pero el submarino pesaba mucho debido a la cantidad de agua que había entrado.   Por un instante pareció que cambiaba la posición del submarino, pero volvió a inclinarse hacia popa, deteniéndose únicamente al tocar fondo y quedando con la proa alzada en un ángulo de unos 12 grados.
  10. 10. A oscuras, sin calefacción el Squalus se poso en un fondo de 74 metros, una profundidad de la que nadie a regresado hasta la fecha. La temperatura en la nave es de 1º C, la oscuridad sólo es rota por las linternas portátiles que iluminan las despavoridas caras de los 33 supervivientes. El submarino contaba con todos los medios de salvamento. El Squalus en el fondo
  11. 11. El Squalus se hunde El comandante no autoriza el escape libre, con los chalecos “Momsen” pues la temperatura y la profundidad lo hacen muy peligroso, deben esperar el rescate con la campana y ordenó que todos se tendieran en las literas a fin de economizar fuerzas y oxígeno. Se lanzó la baliza de señalización que permitía la unión telefónica y varios cohetes-bengala. Comienzan las horas terribles de la larga espera, DESCANSAR Y REZAR.
  12. 12. En la base la ausencia de noticias del Squalus, crea la alarma y hace que el Contraalmirante Cyrus W. Cole, Jefe del Arsenal de Portsmouth, ordene la salida al submarino Sculpin, gemelo del Squalus, en su busca. Se movilizó el dispositivo de salvamento en el que se encuentra Charles Momsen, Jefe de la Unidad Experimental de Buceo de Washington, e inventor del chaleco de escape &quot;pulmón Momsen“, y diseñador de la primera campana de rescate. Alarma ¨ SUBMARINO HUNDIDO¨
  13. 13. USS Falcon (ASR-2) Penacook (YT-6) USS Wandank (AT-26) Alarma, SUBMARINO HUNDIDO El buque de salvamento Falcon con su equipo de buzos y la campana de rescate MacCamm a bordo, con los remolcadores Wandank y Penacook, acuden a toda maquina a la zona del accidente.
  14. 14. Momsen “El Sueco” El 25 de setiembre de 1925 el Teniente Momsen &quot;Swede&quot;, al mando del S-1, participaba en las tareas de rescate del S-51 (hundido tras ser abordado por un mercante). Poco tiempo después el S-4 sufrió un accidente y se constató la presencia de supervivientes durante 72 horas en el interior del submarino siniestrado por los golpes que transmitían en Morse pidiendo ayuda. Muy afectado por la incapacidad de rescatar a los submarinistas atrapados en el interior, aquel mismo día decidió poner en marcha un proyecto para salvar tripulaciones. Entre 1929 y 1934, mientras servía en la unidad de pruebas de seguridad submarina, diseñó una campana de rescate y el &quot;pulmón Monsen“ realizando con éxito un escape libre desde un submarino en inmersión a 200 pies, recibiendo por ello la medalla de servicios distinguidos.
  15. 15. La campana de rescate fue construida, basándose en la diseñada por Momsen, por el comandante de la armada norteamericana Allen R. Mac Cann en 1927. Estaba construida especialmente para el salvamento de dotaciones de submarinos hundidos. Se trata de una estructura de acero en forma de pera, de 3,5 metros de altura, 2,33 metros de diámetro y 1,5 metros en su base, pesa 9.450 kilogramos, y puede soportar las presiones externas del agua a gran profundidad. Dividida en dos compartimientos, uno para personal y otro que sirve de lastre, éste último tiene la capacidad suficiente para conseguir una flotabilidad positiva de 450 kilogramos. Campana de rescate MAC CANN
  16. 16. La campana se arría desde el buque de salvamento por medio de un cable de suspensión, y se le suministra aire para la respiración y ventilación por medio de dos mangueras, una de salida y otra de entrada, a las que unidos dos cables para suministro de energía eléctrica y comunicaciones. Además cuenta con lámparas de gran potencia para iluminación submarina y de un cable guía auxiliar para conducir la campana hasta acoplarse a la escotilla del submarino siniestrado. Su capacidad operativa es la de ocho hombres rescatados y dos operadores. Pero esto era sólo teoría hasta la fecha, la campana de recate jamás había sido probada en un caso real. Campana de rescate MAC CANN
  17. 17. La emisión de radio con su última posición no ha podido ser recibida con claridad y la búsqueda se realiza a 8 kilómetros del lugar donde se encuentra. Por suerte la distancia no fue excesiva para los vigías del Sculpin que lograron ver la columna de humo de una bengala expulsada por el Squalus… era las 17:00. Una vez sobre el submarino pudieron comunicarse con sus tripulantes a través de un teléfono alojado en el interior de la boya de salvamento desplegada desde el fondo. Pero un movimiento del submarino accidentado rompe la conexión y lo que era más importante se pierde un método de marcar su posición exacta del submarino hundido. A partir de entonces estábamos en la comunicación por medio de mensajes en clave Morse. Se busca el SQUALUS
  18. 18. Durante la noche en la zona del naufragio, se rastrea con rezones por el remolcador Penacook para enganchar al Squalus, y se fondean cuatro anclas con boyas de amare formando un cuadrado cuyo centro era un posible enganche con el submarino. Al amanecer llego el Falco amarrando en las cuatro boyas. Se localiza El Squalus
  19. 19. A las 10:14 el primer buzo, el cabo Martin C. Sibitzky, hace inmersión descendiendo por el cabo de enganche, teniendo la misión de investigar si en enganche es el Squalus y engrilletar un cable en el cáncamo existente en la escotilla del submarino, que servirá de guía a la campana de rescate y acoplarse a la escotilla. La suerte sonrió y a los pocos minutos informo que se encontraba en el submarino y a dos metros de la escotilla, en donde hizo firme el cable de la campana. La primera inmersión al Squalus
  20. 20. Todo estaba listo para comenzar la tarea de la campana de rescate. En su interior dos buzos controlarían los mecanismos y asegurarían su funcionamiento. Una vez sobre la cubierta se preparó el pasillo y se abrió la escotilla, los rostros de los tripulantes cambiaron tras 30 horas en el fondo. Siete personas suben a bordo y comienza el ascenso a la superficie. Comienza el rescate de los supervivientes
  21. 21. El primer viaje resulta un éxito total, por primera vez en la historia se rescataban personas de un submarino hundido. De inmediato le suceden dos viajes más apurando a 9 la capacidad de la cámara. En la última inmersión el tiempo apremia, el oxígeno escasea y hay emisiones de cloro. Comienza el rescate Los 7 primeros supervivientes en superficie a bordo del buque de salvamento, abrigados con mantas PRIMER DESCENSO DE LA CAMPANA FECHA: 24 de mayo de 1939 OPERADORES : Buzos Harmon y Mihalowski. PROFUNDIDAD: 220 pies. CAMPANA HACE INMERSIÓN.: 11:30 CAMPANA LLEGA A SUPERFICIE: 13:42 NÚMERO DE SUPERVIVIENTES: 7
  22. 22. SEGUNDO DESCENSO DE LA CAMPANA FECHA : 24 de mayo de 1939 OPERADORES : Harman y Badders. PROFUNDIDAD: 220 pies. CAMPANA HACE INMERSIÓN .: 13:45 CAMPANA LLEGA A SUPERFICIE: 16:11 NÚMERO DE SUPERVIVIENTES: 9 Rescate de los supervivientes TERCER DESCENSO DE LA CAMPANA FECHA: 24 de mayo de 1939 OPERADORES : Badders y Mihalwski. PROFUNDIDAD: 220 pies. CAMPANA HACE INMERSIÓN.: 16:24 CAMPANA LLEGA A SUPERFICIE: 18:27 NÚMERO DE SUPERVIVIENTES: 9
  23. 23. Pero aún no terminaban los problemas para los los últimos rescatados, tras 36 horas de confinamiento en el submarino, la campana se detiene. El cable de ascenso se enredó y no podían izarla. Momsem envía a un buzo en su ayuda que milagrosamente consigue cortar el cable. Utilizando sólo el cable conectado a la parte alta de la cámara comienzan a subirlos, pero este cable no soporta todo el peso por si sólo y comienza a ceder. Antes de perder la cámara deciden hacerla descender de nuevo. Cuatro horas más de confinamiento y ahora en un espacio aún más reducido. En la superficie intentan buscar una solución, y finalmente deciden izarla a mano utilizando el ya debilitado cable mientras en la campana se libera el agua del compartimento inferior en pequeñas cantidades para hacerla menos pesada. El lento proceso culmina en éxito pasada la media noche. La campana se detiene
  24. 24. CUARTO DESCENSO DE LA CAMPANA FECHA : 24 y 25 de mayo de 1939 OPERADORES : McDonald y Mihalowki. PROFUNDIDAD: 220 pies. CAMPANA HACE INMERSIÓN .: 18:41 CAMPANA LLEGA A SUPERFICIE: 00:25 NÚMERO DE SUPERVIVIENTES: 8 Rescate de los supervivientes Los últimos 8 supervivientes, entre ellos se reconoce el comandante Naquin en el centro sin gorra y pantalón claro. Terminaba así la primera y más exitosa misión de rescate submarino de la historia y que nunca ha sido superada.
  25. 25. QUINTO DESCENSO DE LA CAMPANA FECHA : 25 de mayo de 1939 OPERADORES : Badders y Mihalowsk. PROFUNDIDAD: 239 - 247 pies. CAMPANA HACE INMERSIÓN .: 17:04 CAMPANA LLEGA A SUPERFICIE: 21:07 Rescate de los supervivientes No había ninguna razón para creer que alguien estaba vivo en la parte de popa del submarino, un quinto descenso de la campana a la sala de torpedos lo confirmo.
  26. 26. El Salvamento del USS Squalus (SS-192) El salvamento del Squalus, comenzó inmediatamente después de finalizar el rescate de los supervivientes siendo una operación muy difícil y arriesgada debido a la profundidad, 74 metros. Fue nombrado director de la operación de salvamento el Almirante Cyrus W. Cole. El USS Falco (ASR-2) opero como buque de rescate submarino, auxiliado por los remolcadores Wadank (AT-26), y Penacook (YT-6) y el submarino hermano del Squalus USS Sculpin (SS-191).
  27. 27. Primeras inmersiones de la historia empleando mezclas respiratorias Helio –Oxigeno. En el primer día de la operación de salvamento se comprobó que el buceo con aire a esta profundidad no era efectivo debido a la narcosis de nitrógeno, gas inerte componente del aire. En la Unidad Experimental de Buceo de la Marina, el comandante Charles Momsen y el Dr. Benhke, llevaban varios años investigando con mezclas respirables helio-oxigeno, para sustituirlas por el aire en inmersiones profundas, para minimizar los efectos de la narcosis. Para realizar inmersiones con esta nueva mezcla respirable hubo que modificar el casco de buzo estándar MK-5 colocándole un caniste, (especie de filtro de cal sodada en donde se le inyectaba la mezcla respiratoria). Se realizaron un total de 648 inmersiones participando 56 buzos, durante la operación de salvamento del Squalus, en las cuales tan solo hubo dos casos de enfermedad descompresiva.
  28. 28. Durante las operaciones de salvamento del Squalus, colaboró y aporto sus experiencias el buzo en la reserva de la Armada americana Frank W. Crilley, que durante el salvamento del submarino americano F-4 hundido en Honolulu, Hawai, el 17 de abril de 1915, alcanzo la profundidad de 100 metros empleando una escafandra con suministro de aire, siendo la mayor profundidad alcanzada por un buzo en aquellas fechas. Fue condecorado con la Medalla de Honor por su comportamiento heroico al rescatar a su compañero enredado en el fondo William F. Loughman. Fran k W. Crilley (1883-1947) El Salvamento del USS Squalus (SS-192) William F. Loughman
  29. 29. El salvamento del Squalus se realizó con pontones de 60 a 80 toneladas y el empuje propio del submarino, básicamente el mismo método utilizado con los submarinos F-4, S-51 y S-4 . La profundidad del Squalus complicaba el salvamento y no se podía elevarlo desde el fondo a la superficie directamente. Se decidió levantarlo por etapas, a una distancia corta del fondo y remolcarlo hasta que tocase fondo y repetir la operación sucesivamente hasta que el submarino llegara a la superficie. Para limitar la distancia de ascenso del submarino se planteó en cada ascenso, los pontones se organizaron en diferentes niveles entre la superficie y el submarino. Cuando los pontones más altos llegaban a superficie el submarino quedaba colgado entre dos aguas, siendo remolcado hasta tocar fondo. El Salvamento del USS Squalus (SS-192)
  30. 30. El primer intento para elevar el Squalus se realizó el 13 de julio y fracasó al subir descontrolados los pontones y desequilibrase casi terminó en desastre el 13 de julio de 1939, cuando se perdió el control de los pontones de salvamento, subiendo descontrolado a superficie sacando la proa, hundiéndose inmediatamente después. El Salvamento del USS Squalus (SS-192)
  31. 31. El Salvamento del USS Squalus (SS-192) El 12 de agosto se efectuó el segundo intento logrando subir 25 metros del fondo el submarino, siendo remolcado rumbo a la base de Portsmouth hacia aguas menos profundas, realizando otro nuevo ascenso el 17 de agosto dejando al Squalus listo para el ultimo ascenso.
  32. 32. El Salvamento del USS Squalus (SS-192) Por último, y no sin problemas, el 13 de septiembre 1939 Squalus fue traído a la superficie y remolcado al arsenal de la Marina de Portsmouth, quedando varado en el dique seco.
  33. 33. El Squalus, en dique seco se confirmo, que la avería de la inducción fue la causa del hundimiento comprobando que no había sido negligencia de la tripulación. A sugerencia del Presidente Roosevelt se decidió reparar el submarino lo que llevaría todo un año de trabajo. El Squalus en dique seco
  34. 34. El Alférez Ingeniero Hester Joseph Patterson, nació en Oklahoma City, y se graduó en la Academia Naval de Estados Unidos en 1936. Durante su estancia en la Academia Naval perteneció a su equipo de atletismo, participando en los Juegos Olímpicos de Berlín de 1936, terminando cuarto en la final de 400 metros vallas. Se caso con Elizabeth &quot;Betty&quot; Greenlee en 1938. Fue una de las 26 victimas del Squalus, siendo enterrado en el Cementerio Nacional de Arlington. Era conocido en ambientes deportivos como &quot;Joe&quot;, y en la Marina era por &quot;Pat&quot;. Campeon Olimpico una de las 26 victimas del Squalus
  35. 35. Ruth Desautel, perdió a su novio el cabo torpedista Sherman Shirley en el Squalus, cinco días antes de la fecha de su boda. Iba ser padrino de la ceremonia su mejor amigo y compañero de a bordo, el cabo electricista Lloyd Maness, quien cerro la puerta estanca entre la batería y la sala de control del Squalus. El Salvamento del USS Squalus (SS-192)
  36. 36. El Secretario de la Marina Charles Edison da lectura a la carta de felicitación del Presidente Franklin D. Roosevelt a varios miembros de la USS Squalus (SS-192) unidad de rescate, en la oficinas del Departamento de la Marina, el 16 de septiembre de 1939. De izquierda a derecha: Comandante Charles B. Momsen, Sargento McDonald, Sargento WH Squire, Cabo HH Frye, Cabo JW Thompson, Teniente Karl R. Wheland, Comandante Henry Hartly, y Comandante Allan R. McCann. Distinciones y condecoraciones
  37. 37. El Secretario de la Marina Charles Edison impone la Medallas de Honor a cuatro Buzos por su heroísmo durante operaciones de salvamento y rescate del Squalus. La ceremonia tuvo lugar el 19 de enero de 1940. Los buzos son de izquierda a derecha: William Badders, Mate William, John Mihalowski, Mate Orson L. Crandall y James Harper McDonald. También fueron condecorados con la medalla de La Marina los otros 57 buzos que participaron en el salvamento del Squalus. Distinciones y condecoraciones
  38. 38. El 15 de mayo de 1940 se pone otra vez en marcha el Squalus (SS-192) con el nuevo nombre de Sailfish (SS-192). A pesar de la tragedia, la mayor parte de la tripulación del Squalus decidió permanecer en el 'Servicio Silencioso' pese a que se les propuso el cambio de destino. El Squalus cambia de nombre por el de Sailfish
  39. 39. Su participación en la guerra del Pacifico no fue desdeñable ya que hundió mas de 40.000 tn. (entre ellas el portaviones japonés Chuyo). Por ironías del destino el portaviones transportaba a parte de la tripulación rescatada del Sculpin, submarino que participo en la búsqueda y salvamento del Squalus, y fue hundido por el Squalus-Sailfish, solo sobrevivió un tripulante prisionero de guerra al hundimiento. El Squalus–Sailfish participa en la II Guerra Mundial.
  40. 40. El Squalus fue dado de baja el 27 de octubre de 1945, pasando a la reserva como posible buque blanco en pruebas atómicas o hundido por municiones convencionales. En marzo de 1948 es eliminado del Registro de Buques de la Armada, y puesto a la venta el casco, siendo adquirido para desguace, por los Hermanos Luria de Filadelfia el 18 de junio de 1948. Su torre de mando se erige como un monumento a la tripulación perdida de Squalus en el Astillero Naval de Portsmouth en Kittery. El Squalus–Sailfish causa baja en la Us Navy
  41. 41. El ultimo superviviente del USS Squalus (SS-192) Gerald C. McLees, uno de los 33 supervivientes del trágico hundimiento del USS Squalus, falleció en su casa de Portsmouth el jueves 30 de diciembre del 2004 a los 90 años. Participó como submarinista en 10 misiones de combate en el Pacífico durante la Segunda Guerra Mundial, después de alcanzar el rango de jefe, McLees se retiró de la Armada en 1956. Luego trabajó en el astillero naval de Portsmouth como inspector jefe de electricistas de submarinos hasta su jubilación en 1972. Peter Maas, ganador del Premio Pulitzer, ha visitado varias veces a McLees para escribir &quot;Las Horas Terrible&quot;, en 1999. Entrevistado en varias ocasiones para documentales, artículos y libros sobre el rescate del Squalus, McLees insistía siempre que él y sus compañeros de tripulación estaban realizando su trabajo y que los verdaderos héroes del Squalus fueron sus compañeros que perecieron y los buzos que arriesgaron sus vidas para efectuar el rescate.
  42. 42. &quot; 13:15 h. Todos los tripulantes de los compartimentos sexto, séptimo y octavo se trasladaron al noveno. Aquí nos encontramos 23 personas. Tomamos esta decisión como resultado de la avería. Ninguno de nosotros puede subir a la superficie&quot;. &quot;13:5... h. Escribo a ciegas...&quot;. La historia trágicamente se repite Dios quiera que nunca suframos una tragedia similar, pero si algún día ocurre, que estemos preparados para hacer frete a una difícil situación que es siempre un salvamento submarino. El K-141 Kursk fue un submarino nuclear de la Armada de Rusia, perdido con toda su tripulación en una tragedia ocurrida en el Mar de Barents el 12 de agosto de 2000. Los buzos noruegos que recuperaron los pocos cadáveres, encontraron una nota en el bolsillo del cuerpo del teniente Dimitri Koléshnikov, que decia:
  43. 43. Después del hundimiento del Kursk se constituyo el ISMERLO (International Submarine Escape and Rescue Liaison Office) basado en el Cuartel General de la Fuerza Submarina en Norfolk, Virginia, es una asociación internacional para la información y coordinación del rescate de submarinos. Cada vez que un submarino está en apuros, el ISMERLO es capaz de localizar en todo el mundo, un sistema capaz de rescatarlo, así como de coordinar los esfuerzos en apoyo del país involucrado. Periódicamente los submarinistas de la Armada, realizan ejercicios de escape libre en el tanque de la Escuela de Submarinos y desde submarinos posados en el fondo, también se participa en los ejercicios «SORBET ROYAL», que realiza la OTAN y a nivel nacional son las maniobras «CARTAGO». En próximas fechas en aguas de Cartagena, se celebrará un ejercicio internacional sobre salvamento y rescate de submarinos. Salvamento y rescate de submarinos Buque de salvamento Neptuno Escape libre en el tanque
  44. 44. El día 11 de diciembre de 2008, el submarino español S-74 “Tramontana”, con una tripulación de 60 marinos, tuvo frente a las costas de Cartagena, un gravísimo incidente. Gracias a la extraordinaria pericia de toda la tripulación, especialmente del timonel de combate, de su Comandante, y a la feliz coincidencia de que éste hubiese ordenado hacía escasos minutos zafarrancho de combate y por ello toda la tripulación se encontrara en sus puestos y a un poco de suerte, salvaron sus vidas, no sin pasar minutos de gran tensión. El incidente se produjo al abrirse una vía de agua por un “pasacasco” (hueco para pasar cables que comunican equipos situados fuera del casco resistente con otros del interior) que al parecer no estaba bien sellado o mal instalado y cuando el submarino estaba alcanzando la profundidad de 300 metros. Con esta presentación quiero expresar mi admiración a todos los submarinistas y al personal de salvamento y rescate de La Armada. Submarino S-74 «Tramontana» Julio Pernas García

×