Successfully reported this slideshow.
We use your LinkedIn profile and activity data to personalize ads and to show you more relevant ads. You can change your ad preferences anytime.

Blog 3 La EvolucióN Un Camino Por Recorrer

181 views

Published on

  • Be the first to comment

  • Be the first to like this

Blog 3 La EvolucióN Un Camino Por Recorrer

  1. 1. La Evolución, ¿un camino por recorrer?  Yo nunca he creído en la teoría de la EVOLUCIÓN de Darwin (con toda seguridad es por causade una, más, de mis solemnes incapacidades mentales). Si lo admitiera (y utilizando mi limitadointelecto), deberían existir monos que se estuvieran convirtiendo en humanos. Aunque, en últimotérmino, es posible que exista constatación de que algún humano se esté convirtiendo en mono(pero eso lo dejaré para otro día).Yo prefiero la historia para entender nuestra particular EVOLUCIÓN y sobre todo para poder ver loque podemos llegar a ser si EVOLUCIONAMOS mal.Si lo analizamos, en nuestro entorno, hoy en día convivimos personas con mentalidades que sepueden asemejar a diferentes momentos de la historia.El primer hito, de mí cronología, serían los HOMBRES DE LA PREHISTORIA. Aquí podemos verejemplos en algunos COMERCIALES que no entienden que una venta no es tal hasta que no secobra. O en los ENCARGADOS y TÉCNICOS que no cuidan los equipos de trabajo, no sepreocupan de sus subordinados y descuidan los medios de la empresa. Es una especiecondenada, ya, a la extinción pero tienen su reducto todavía.De ahí pasamos a la EDAD DEL HIERRO, aquí tenemos varios ejemplos. El OPERARIO queutiliza los destornilladores como cortafríos. También los ENCARGADOS y DIRECTORES queutilizan el ratón del ordenador como pisapapeles o la pantalla para colocar post-it con citas orecordatorios. Les queda poco tiempo para reciclarse y EVOLUCIONAR.Después viene la época de las GRANDES CIVILIZACIONES (griegos, egipcios, romanos, fenicios,etc.). Nótese que hoy no sobrevive ningunas de ellas. De nuevo nos encontramos con ejemplosde DIRECTORES, ENCARGADOS, COMERCIALES, ADMINISTRATIVOS y PERSONAL DEOFICINA, etc.; que tienen buenas ideas pero como hay que trabajarlas, y no lo hacen, se diluyencomo azucarillos en el café. También aquí se sitúan los vividores, jetas y demás rentistas deépocas pasadas. La caída del Imperio Romano siempre acabará llegando.Avanzando más en el tiempo nos encontramos con la EDAD MEDIA y sus sistemas feudales. Aquínos encontramos con los DIRECTORES, JEFES, ENCARGADOS y aquellos que, en definitiva,tienen personal a su cargo. Se distinguen por que son incapaces de delegar aquellas cosas queno tienen que ver con sus responsabilidades y acostumbran a vivir anclados al pasado. Hay queabrir las ventanas para que entre aire fresco, lo recomiendo.La humanidad permaneció demasiado tiempo en la época feudal pero consiguió llegar hasta lostiempos de GUTTEMBERG. En este momento yo situaría a los DIRECTORES, ENCARGADOS,COMERCIALES y PERSONAL DE OFICINA. Son el mayor exponente de la imprenta, soncapaces de imprimir ingentes cantidades de documentos que, tras pasar un tiempo convenienteen la mesa de sus despachos, luego trituran con el afán de esconder su santo grial. No se handado cuenta que la pantalla reproduce caracteres legibles iguales a los impresos (cuanto hay queevolucionar). Luego presumen de certificación medioambiental y hablan de sostenibilidad.De aquí salto a la REVOLUCIÓN INDUSTRIAL (como lo escribo yo, resumo la historia como meparece), en este paso descubrimos a los que yo llamo los maquinistas. Son aquellos que discurrenun mecanismo para casi todo sin caer en la cuenta de que una chatarra de invento sigue siendouna chatarra. DIRECTORES, JEFES, ADMINISTRATIVOS y PERSONAL DE OFICINA queagrupan documentos con artificios de ingeniería a base de miles de clips y horas de desarrollo,ENCARGADOS, TÉCNICOS, OPERARIOS, etc; que inventan artificios tipo “Mac Giver” coningentes cantidades de bridas, fijaciones y tornillería. Estos últimos se reconocen fácilmente
  2. 2. porque no se separan de su taladro, radial, grupo de soldar y un cofre donde el tesoro es una grancolección de tornillos, tuercas y demás. Pero el denominador común a todos ellos, es quedesconocen la palabra COSTES y son candidatos a descubrir la pólvora en spray (es decir algoque no valdrá para nada y que costará mucho dinero), matan moscas a cañonazos y piensan queen la empresa siempre tiene que haber partidas presupuestarias para sus inventos.Después de la época convulsa de guerras que sufrió el mundo en una buena parte del siglo XX,llegamos a la ERA DE LA INFORMÁTICA Y LA TECNOLOGÍA. En este momento me pongo atemblar. Aquí tenemos a todos, a los DIRECTORES, JEFES, ENCARGADOS, COMERCIALES,ADMINISTRATIVOS, PERSONAL DE OFICINA, TÉCNICOS, OPERARIOS, etc. De verdad piensoque son peligrosos. Viven alienados buscando continuamente pantallas, displays, lcds y cualquierforma conocida de visualizar información (esto es para no hacer publicidad a ningún invento de losque todos tenemos) en busca no sé de qué. Quizás son el eslabón perdido de Darwin. Creen en elpoder de Santa Tecla, a cada presión de ella quieren una respuesta. Me reitero, son peligrosos.No comprueban nada de lo que sale de esos aparatos, asumen cuanto de ahí se produce sinponerlo en tela de juicio. Son unos insensatos, estos artilugios solo hacen lo que un humano lespide con las reglas de los humanos (de momento). Es decir, solo podemos asegurar que si elhumano lo ha pedido bien y las reglas humanas son correctas; el resultado será correcto (no esfácil que todo esto ocurra a la vez).Ahora estamos en el comienzo del siglo XXI (bueno ya hemos consumido una década), ahoratodo el mundo entiende de economía, de análisis de mercados y demás técnicas financieras (¿poreso estamos en crisis?). Pero no sé cuántos conocen lo que pagan en gas, electricidad, lamanzana que comieron ayer, etc. Quizás, también, desconocen en virtud de qué y cuantosimpuestos pagan. En fin se hace practico el dicho de que “digamos cuanto sabemos y nos dirán lonecios que somos”. Una prueba más de que la EVOLUCION falla y corremos el riesgo de laINVOLUCION.Después de todo, también, sería justo que yo ubicara la era a la que me puedo asociar.Sinceramente creo que a veces estoy en alguna de ellas (excepto en las de la prehistoria y la delas grandes civilizaciones). Pero, primero me esfuerzo en ser consciente de ello (solo losproblemas reconocidos pueden ser resueltos) y después trato de EVOLUCIONAR a eras mejores.Al final, en algo estoy de acuerdo con Darwin, realmente tenemos que EVOLUCIONAR porque sino siempre encontraremos a uno más y mejor preparado que nosotros y estaremos abocados a laextinción. 

×