Pentecostés: Reflexión para niños

7,558 views

Published on

0 Comments
1 Like
Statistics
Notes
  • Be the first to comment

No Downloads
Views
Total views
7,558
On SlideShare
0
From Embeds
0
Number of Embeds
245
Actions
Shares
0
Downloads
75
Comments
0
Likes
1
Embeds 0
No embeds

No notes for slide

Pentecostés: Reflexión para niños

  1. 1. ESPÍRITU DE JESÚS Solemnidad Junio de Pentecostés 12Te ofrezco mi corazón para recibirte y que llenes mi vida.Dame la fuerza necesaria para vivir siemprecomo Jesús nos enseñó: Amando a todos y amando a Dios.Te pido que me ayudes a cambiar las actitudes egoístasque tengo en mi interior y todo lo que me alejade Dios y de mis hermanos. Recibid el Espíritu SantoAyúdame a ser cada día mejor hijo,mejor hermano, mejor amigo...Te doy gracias por acompañarme y estar siemprea mi lado. Ayudándome a distinguirlas cosas buenas y las cosas malas.Enseñándome a elegir siempreel camino del bien.Espíritu Santo, Espíritu de Jesús,ven a mi corazóny transforma mi vidapara vivir como Jesús vivió. acción católica general SECTOR DE NIÑOS Como el Padre me ha enviado, www.accioncatolicageneral.es así también os envío yo.
  2. 2. A cantar, de hacer cosas buenas. A la persona que queremos la l anochecer de aquel día, el primero de la semana, estaban los dis- cípulos en una casa, con las puertas cerradas por miedo a los ju- tenemos siempre cerca aunque no esté con nosotros y no se díos. Y en esto entró Jesús, se puso en medio y les dijo: «Paz a nos ocurre hacerle daño.vosotros». Y, diciendo esto, les enseñó las manos y el costado. Y los discí- El Espíritu Santo que recibimos el día en que nos bautizaron nospulos se llenaron de alegría al ver al Señor. Jesús repitió: «Paz a vosotros.Como el Padre me ha enviado, así también os envío yo». Y, dicho esto, so- hace personas buenas, generosas, solidarias, alegres, cariñosas y va-pló sobre ellos y les dijo: «Recibid el Espíritu Santo; a quienes lientes. Cuando actuamos con amor, valentía, generosidad y alegríales perdonéis los pecados, les quedan perdonados; a es seguro que el Espíritu Santo está en nuestros corazones. , 19-23quienes se los retengáis, les quedan retenidos». Juan 20 Imagina que tu corazón es como un “nido”. Al Espíritu Santo le gusta que le ofrezcamos un lugar en nuestro corazón para vi- vir en él.J esús, antes de morir y resucitar, hizo una hermosa promesa a sus amigos. Que Él y su Padre les enviarían su Espíritu paraque jamás se sintieran abandonados o solos en la Tierra.También les pidió que se quedaran en Jerusalén todos reunidos En la fiesta de hoy... el Espíritu nos entrega sus dones. Unhasta que se cumpliera su promesa. Y así estuvieron 10 días junto don es como una “virtud” o una “habilidad” que nos hace sera la Virgen María, encerrados en una casa, rezando y conversan- especiales... y que podemos usar para mejorar nuestra vida y lado sobre Jesús. Tenían mucho miedo... y no se atrevían a hablar a de la gente que nos rodea... ¿Tú... qué “dones” tienes?la gente de su Maestro. Todavía sentíanque les podía pasar lo mismo que a Jesús...que los mataran por ser sus amigos.Y al amanecer de aquel día Jesús cumpliósu promesa. Cuando recibieron el Espíritu Los “dones” que nos ofrece el Espíritu Santo son losSanto los discípulos se transformaron: se siguientes: “consejo”, “fortaleza”, “ciencia”, “piedad”, “inteligen-llenaron de coraje, sabiduría, se les aclara- cia”, “sabiduría” y “respeto”... ¿Para qué sirve cada uno de ellos?ron todas las cosas que no habían enten-dido mientras habían estado con Jesús.Salieron a las calles y empezaron a hablarde Jesús y a explicar su mensaje. ¿Qué puedes hacer... para que tu corazón sea un sitio aco-Pero... ¿cómo explicar quién es el Espíritu gedor... un “nido” en el que el Espíritu Santo quiera posarse ySanto? Es alguien que no podemos ver, anidar?pero que existe. Es como el amor... es elAmor que no vemos, pero sentimos.Cuando amamos a alguien estamos ale-gres, andamos con deseos de ayudar, de

×