PROGRAMA
    “PARQUES NACIONALES Y ESCUELAS INTERACTIVAS”

              LIBRO DE CUENTOS DIGITAL


                      ...
PROGRAMA
    “PARQUES NACIONALES Y ESCUELAS INTERACTIVAS”

              LIBRO DE CUENTOS DIGITAL


                      ...
PROGRAMA
    “PARQUES NACIONALES Y ESCUELAS INTERACTIVAS”

              LIBRO DE CUENTOS DIGITAL


                      ...
PROGRAMA
    “PARQUES NACIONALES Y ESCUELAS INTERACTIVAS”

              LIBRO DE CUENTOS DIGITAL


                      ...
PROGRAMA
    “PARQUES NACIONALES Y ESCUELAS INTERACTIVAS”

              LIBRO DE CUENTOS DIGITAL


                      ...
PROGRAMA
    “PARQUES NACIONALES Y ESCUELAS INTERACTIVAS”

              LIBRO DE CUENTOS DIGITAL


                      ...
PROGRAMA
    “PARQUES NACIONALES Y ESCUELAS INTERACTIVAS”

              LIBRO DE CUENTOS DIGITAL


                      ...
PROGRAMA
    “PARQUES NACIONALES Y ESCUELAS INTERACTIVAS”

              LIBRO DE CUENTOS DIGITAL


                      ...
PROGRAMA
    “PARQUES NACIONALES Y ESCUELAS INTERACTIVAS”

              LIBRO DE CUENTOS DIGITAL


                      ...
PROGRAMA
    “PARQUES NACIONALES Y ESCUELAS INTERACTIVAS”

              LIBRO DE CUENTOS DIGITAL


                      ...
PROGRAMA
    “PARQUES NACIONALES Y ESCUELAS INTERACTIVAS”

              LIBRO DE CUENTOS DIGITAL


                      ...
PROGRAMA
    “PARQUES NACIONALES Y ESCUELAS INTERACTIVAS”

              LIBRO DE CUENTOS DIGITAL


                      ...
PROGRAMA
    “PARQUES NACIONALES Y ESCUELAS INTERACTIVAS”

              LIBRO DE CUENTOS DIGITAL


                      ...
PROGRAMA
    “PARQUES NACIONALES Y ESCUELAS INTERACTIVAS”

              LIBRO DE CUENTOS DIGITAL


                      ...
PROGRAMA
    “PARQUES NACIONALES Y ESCUELAS INTERACTIVAS”

              LIBRO DE CUENTOS DIGITAL


                      ...
PROGRAMA
    “PARQUES NACIONALES Y ESCUELAS INTERACTIVAS”

              LIBRO DE CUENTOS DIGITAL


                      ...
PROGRAMA
    “PARQUES NACIONALES Y ESCUELAS INTERACTIVAS”

              LIBRO DE CUENTOS DIGITAL


                      ...
PROGRAMA
    “PARQUES NACIONALES Y ESCUELAS INTERACTIVAS”

              LIBRO DE CUENTOS DIGITAL


                      ...
PROGRAMA
    “PARQUES NACIONALES Y ESCUELAS INTERACTIVAS”

              LIBRO DE CUENTOS DIGITAL


                      ...
PROGRAMA
    “PARQUES NACIONALES Y ESCUELAS INTERACTIVAS”

              LIBRO DE CUENTOS DIGITAL


                      ...
PROGRAMA
    “PARQUES NACIONALES Y ESCUELAS INTERACTIVAS”

              LIBRO DE CUENTOS DIGITAL


                      ...
PROGRAMA
    “PARQUES NACIONALES Y ESCUELAS INTERACTIVAS”

              LIBRO DE CUENTOS DIGITAL


                      ...
PROGRAMA
    “PARQUES NACIONALES Y ESCUELAS INTERACTIVAS”

              LIBRO DE CUENTOS DIGITAL


                      ...
PROGRAMA
    “PARQUES NACIONALES Y ESCUELAS INTERACTIVAS”

              LIBRO DE CUENTOS DIGITAL


                      ...
PROGRAMA
    “PARQUES NACIONALES Y ESCUELAS INTERACTIVAS”

              LIBRO DE CUENTOS DIGITAL


                      ...
PROGRAMA
    “PARQUES NACIONALES Y ESCUELAS INTERACTIVAS”

              LIBRO DE CUENTOS DIGITAL


                      ...
PROGRAMA
    “PARQUES NACIONALES Y ESCUELAS INTERACTIVAS”

              LIBRO DE CUENTOS DIGITAL


                      ...
PROGRAMA
    “PARQUES NACIONALES Y ESCUELAS INTERACTIVAS”

              LIBRO DE CUENTOS DIGITAL


                      ...
PROGRAMA
    “PARQUES NACIONALES Y ESCUELAS INTERACTIVAS”

              LIBRO DE CUENTOS DIGITAL


                      ...
Upcoming SlideShare
Loading in …5
×

Cuentos

3,919 views

Published on

Published in: Travel
0 Comments
0 Likes
Statistics
Notes
  • Be the first to comment

  • Be the first to like this

No Downloads
Views
Total views
3,919
On SlideShare
0
From Embeds
0
Number of Embeds
2
Actions
Shares
0
Downloads
12
Comments
0
Likes
0
Embeds 0
No embeds

No notes for slide

Cuentos

  1. 1. PROGRAMA “PARQUES NACIONALES Y ESCUELAS INTERACTIVAS” LIBRO DE CUENTOS DIGITAL   “NARRACIONES INÉDITAS” Eje/s Temático/s involucrado/s: • Lengua: “Palabras desde el Parque”. • Ciencias Sociales: “Los tesoros de mi Parque”. • Arte: “Pinto mi Parque”. Objetivo: Expresar a través de la palabra y la imagen la importancia del patrimonio cultural y natural relacionados a cada área protegida y a cada escuela involucradas en el Programa por provincia. 1   
  2. 2. PROGRAMA “PARQUES NACIONALES Y ESCUELAS INTERACTIVAS” LIBRO DE CUENTOS DIGITAL   ÍNDICE Buenos Aires – “El lobito y yo” Pág. 3 Chaco – “El carpincho y el carpintero” Pág. 4 Chubut – “La vuelta del puente” Pág. 5 Corrientes – “El zorro valiente y sus amigos” Pág. 7 Entre Ríos – “La leyenda del Palmar” Pág. 9 Formosa – “Historias en el Parque Río Pilcomayo” Pág. 11 La Pampa – “El indio y el puma” Pág. 14 La Rioja – San Juan – “La lagartija y sus amigos” Pág. 15 Neuquén – “Un cazador que reflexionó” Pág. 20 Río Negro - Neuquén – “El chancho y el ciervo” Pág. 21 Río Negro – “La liebre amiga” Pág. 22 Santa Cruz – Monte León - “El cazador loco” Pág. 23 Santa Cruz – Los Glaciares – “La leyenda del Cóndor” Pág. 26 Tierra del Fuego – “Un vuelo a la luna” Pág. 28 2   
  3. 3. PROGRAMA “PARQUES NACIONALES Y ESCUELAS INTERACTIVAS” LIBRO DE CUENTOS DIGITAL   Buenos Aires RESERVA NATURAL OTAMENDI ESCUELA N°26 "PAULA ALBARRACÍN", La Granja, Río Paraná de las Palmas, Campana. “EL LOBITO Y YO” Había una vez, un lobito que entró a la zanja de mi casa. Lo vi y me dio lástima.  El quería comer los pescados de la jaula de mi papá y la rasguñaba porque quería abrirla. Se fue triste, porque yo no lo pude ayudar. Entonces cacé una mojarrita, se la di en la boca y se fue feliz. 3   
  4. 4. PROGRAMA “PARQUES NACIONALES Y ESCUELAS INTERACTIVAS” LIBRO DE CUENTOS DIGITAL   Chaco PN CHACO ESCUELA N°639 “PN CHACO”. El carpincho y el carpintero  Un  carpincho  sale  de  la  laguna  y  se  acuesta  bajo  la  sombra  de  un  lapacho  a  tomar  una  hermosa  y  sabrosa  siesta,  disfrutando  de  varios  aromas  del  monte,  de  pronto, entre los árboles, aparece un carpintero,  ‐ ¡Hola!  ¿Cómo estás amigo? ‐ exclamó, soy el pájaro carpintero y  será  fácil  encontrarme,  cuando  escuches  picotear  un  árbol  ¡Ése  soy  yo!.  ‐  ¡Bueno!  ‐  dijo  el  carpincho,  vamos  hasta la otra laguna, que se llama “Panza de Cabra”, que  ahí tengo varios amigos y quiero presentártelos.   El  pájaro  carpintero  acepto  la  invitación  y  fue  volando entre los árboles. Cuando llegaron el carpincho le  fue  presentando  a  cada  uno  de  sus  amigos:  el  mono,  la  garza, el yacaré, las palomas, los pumas, los caballos, las  iguanas, las charatas, y muchos otros animales que visitan  la laguna donde vive el carpincho. Todos fueron a festejar  el verano, bajo la sombra del viejo lapacho.   Así fueron pasando los días de estos dos amigos del  monte que hasta hoy siguen disfrutando de su amistad y  la  comparten  con  muchos  animales  que  viven  en  el  mismo lugar.‐  4   
  5. 5. PROGRAMA “PARQUES NACIONALES Y ESCUELAS INTERACTIVAS” LIBRO DE CUENTOS DIGITAL   Chubut PN LOS ALERCES ESCUELA N°98, Los Cipreses. LA VUELTA DEL PUENTE  Marta, preocupada  por el marido que  no llegaba, da aviso a la policía.   El  agente  Tripailaf    se  comunica  por  radio  con  gendarmería,  desde  ahí  se  informó  que  había  salido a las seis de la tarde rumbo a su casa.  Como ya era cerca de las 23:30 pensaron  que  le  había  pasado un accidente;  inmediata‐mente se da aviso a la policía  de Trevelin.    A  los  veinte  minutos  llegan  efectivos  policiales    y  conjuntamente  entre  gendarmes    y  otros  voluntarios se organizan para empezar la búsqueda   __Vamos    a  empezar  a  buscar  por  la  huella  que  recorría  __opinó  el  gendarme    Rojas  __  Aunque yo ya la recorrí.  __Separémonos  de  a  tres  personas,    recorriendo  distintas  caminos  hasta  llegar  al  puente  __organiza el jefe de policía Tripailaf.  Unos  de  los  grupos    compuesto  por  el    guardafauna  Ángel  Arenas,  Pablo  Bimboni  y  Rodrigo  Zapala, que era buzo, encuentran  el puente dado  vuelta y una mochila en el medio colgando.  A partir  de ahí,  todos buscan por la costa del río ya que estaba muy crecido  y  tormentoso.   Mientras tanto los  buzos, dirigidos por Rodrigo Zapala, lo buscan en gomón  y con reflectores  en el río  hasta el límite con Chile. Al llegar al paso, continuaron para Chile  y con la ayuda de  los carabineros,  los buzos buscaron minuciosamente debajo de los sauces  y algas en el fondo  del  agua;  todo  ese  día  y  noche  y  durante  dos  días  más,    intensamente.  Durante  la  semana  siguiente la búsqueda continúa pero con menos horas.  Las  suposiciones  de  su  desaparición  fueron  varias,  quizá  resbaló  del  puente  de  madera  colgante, ó tal vez quería desaparecer por algún motivo, simulando que había caído al río.  __Es raro que alguien que conocía bien el río y todos los días realizaba el mismo trayecto, que  se caiga así como así__ opinaban los mal pensados.  __Quizá venía cansado y distraído__ trataba de convencerse un compañero.  Al cabo de un mes, cuando no tenían esperanzas de encontrar el cuerpo, una mañana salen a  recorrer nuevamente el río Grande (que en Chile continúa llamándose río Futaleufú),  llegando  al lago Los Reyes ven algo flotando en el agua. Algunos pensaron que era una vaca muerta y  otros un tronco, cuando se acercaron se dan cuenta que era el cadáver de l gendarme.   Lo sacan a la orilla y a las horas llegan los forenses y comienzan a examinarlo.  Efectivamente el  cuerpo  ya  en  descomposición,  terminó  con  todas  las  conjeturas.  El  infortunado  gendarme  5   
  6. 6. PROGRAMA “PARQUES NACIONALES Y ESCUELAS INTERACTIVAS” LIBRO DE CUENTOS DIGITAL   resbaló y fue arrastrado por la corriente, seguramente golpeó su cabeza en las grandes piedras  que asoman en la mitad del río y se desvaneció. Los grandes remolinos hicieron el resto.‐    6   
  7. 7. PROGRAMA “PARQUES NACIONALES Y ESCUELAS INTERACTIVAS” LIBRO DE CUENTOS DIGITAL   Corrientes PN MBURUCUYÁ ESCUELA N°613, Punta Grande.   El zorro valiente y sus amigos  Había  una  vez    un  zorro  valiente  que  vivía  en  un  monte  cerquita  de  la  escuela.  Un  día  estaba  dormido  debajo  de  un  timbó  y  tuvo  un  susto  de  aquéllos  cuando  la  zorra  Carmela  le  tiró  con  una  fruta  de  guayabo  que  le  dio  justo  en  la  cabeza.      Luego, los dos fueron hasta  la laguna a tomar agua, allí  se cruzaron  con el  caraú, el pacaá, muchos carpinchos, varios yacarés overos y muchos animales más  que los invitaron a jugar la mbopa.    7   
  8. 8. PROGRAMA “PARQUES NACIONALES Y ESCUELAS INTERACTIVAS” LIBRO DE CUENTOS DIGITAL     Primero le toco a la liebre que en un ratito agarró a todos los animales que  estaban  jugando  a  la  mbopa,  luego  le  tocó  a  la  tortuga  que  no  podía  agarrar  a  ninguno de los animales y ellos se quedaron dormidos en sus escondites.   La  tortuga que  ya  se había  cansado  de  buscar  a  los  animales  ,  se  acostó  al  lado  de  una  mata  de  Pirí,  en  eso  se  le  acercó  un  Martín  Pescador  que  prometió  ayudarla. Fue así que con su ayuda lograron encontrar a todos los animales.   Siguieron jugando toda la tarde hasta que llegó la noche y aparecieron los  saida y las tacas, ya era hora de dormir, entonces cada cual se fue a su casa, con la  promesa de mañana tal vez pasar el tiempo entretenidos en otros juegos.    8   
  9. 9. PROGRAMA “PARQUES NACIONALES Y ESCUELAS INTERACTIVAS” LIBRO DE CUENTOS DIGITAL   Entre Ríos PN EL PALMAR ESCUELA N°67 “LAS MALVINAS”, Estación Berduc. “La Leyenda del Palmar" Cuenta la leyenda, que había una vez, dos tribus que eran enemigas, una llamada Sauce y la otra Benteveo. En la primera vivía una indiecita llamada Mburucuyá y en la segunda, un indiecito llamado Cardenal. Estos pueblos estaban en continuas luchas por el alimento que les daba la naturaleza a orillas del "Río de los Pájaros", como por ejemplo: animales, frutos del monte y peces del río. A los dos indiecitos les gustaba pasear por el monte, hasta que un día se encontraron y desde ahí, comenzaron a encontrarse todos los días a escondidas de sus tribus, que seguro estarían en desacuerdo con su amor. Siempre que estaban en peligro de ser descubiertos, aparecía un zorro o un carpincho que les avisaba con sus gritos, entonces, ellos se escondían. Un día, sentados bajo un viejo y sabio árbol, escucharon sus consejos: "Váyanse, váyanse muy lejos, donde nadie los encuentre y formen su propia tribu". Los jóvenes siguieron su consejo. Volvieron cada uno a su tribu y cuando todos dormían, aprovecharon a escaparse y con ellos llevaron una bolsa llena de frutos anaranjados y dulces, que llamaban "yatay" para comer en el camino. Pero, el monte no pudo ocultarlos por mucho tiempo, y cuando los caciques de ambas tribus notaron su ausencia, empezaron a seguirlos y los encontraron. 9   
  10. 10. PROGRAMA “PARQUES NACIONALES Y ESCUELAS INTERACTIVAS” LIBRO DE CUENTOS DIGITAL   Uno de los integrantes de la tribu Sauce, llamado Ceibo, lanzó contra ellos su lanza, que rompió la bolsa de "yatay". Estos frutos fueron cayendo, hasta no quedar ninguno. Los indiecitos siguieron corriendo, pero los guerreros se cansaron y regresaron a sus tribus. Después de muchos, muchos años, volvieron muy ancianos y se encontraron con que las tribus Sauce y Benteveo, ya no eran enemigas sino que vivían felices y en armonía formando un sólo pueblo, que se alimentaba de lo que les ofrecía el monte, que era muy rico desde que se formó un bosque de "palmeras yatay" con los frutos caídos de la bolsa. FIN *Narración de "La Leyenda del Palmar" por alumnos de la Escuela Nº 67 "Las Malvinas". 10   
  11. 11. PROGRAMA “PARQUES NACIONALES Y ESCUELAS INTERACTIVAS” LIBRO DE CUENTOS DIGITAL   Formosa PN RÍO PILCOMAYO ESCUELA N°230 “PATRICIAS MENDOCINAS”, La Primavera. Historias en el Parque Río Pilcomayo Un día en la zona de los grandes montes de un parque, llamado Río Pilcomayo, comienza la historia de un pequeño roedor llamado Ardol. Un día soleado y maravilloso, Ardol se dirigía a las lagunas, junto a su gran amigo, el carpincho Tincho. Por el camino se encontraron con la serpiente Gala, que estaba muy hambrienta. Ardol no sabía qué hacer, entonces huyó tan rápido como podía, pero la serpiente, lo siguió. De tanto correr sin dirección se perdió. Después de dar vueltas y vueltas, se encontró con Manu, el valiente tatú que le preguntó: - ¿Qué te sucede? Ardol suspiró y le comentó que lo seguía una enorme serpiente. 11   
  12. 12. PROGRAMA “PARQUES NACIONALES Y ESCUELAS INTERACTIVAS” LIBRO DE CUENTOS DIGITAL   - No te preocupes, dijo Manu, porque mi caparazón es tan duro que no podrá hacernos daño. Ven y escóndete conmigo. Ardol aceptó y se escondió en el caparazón de Manú. Después de tanto recorrer en busca de su presa, Gala se encontró con Manu y le preguntó: - ¿No has visto a un apetitoso roedor? Manu, asustado y nervioso le contestó: - No he visto a nadie y si lo hubiera hecho, no te lo diría. Gala enojada y con mucha rabia se marchó. Entonces, Ardol pudo salir de su escondite y en agradecimiento a tan noble gesto, decidió invitarlo a recorrer el maravilloso lugar donde vive. Pasada la rabia, Gala decidió buscar ayuda. Pensó en el zorro Chamorro, conocido por su astucia en la búsqueda de presas. Después de haber comentado su problema, Gala y Chamorro, salieron a cazar al roedor. Pero en el árbol, debajo del cual esta conversación se realizó, había una golondrina llamada Rosi que escuchó toda lo que dijeron. Cuando los cazadores se marcharon, Rosi voló con toda su astucia, para avisar a Ardol y a Manu el peligro que corrían, ya que Gala y Chamorro los estaban buscando. Ante esta situación el roedor y el tatú decidieron buscar y pedir ayuda a los demás animales. Se reunieron y prepararon una trampa para capturar y dar una lección a estos cazadores. 12   
  13. 13. PROGRAMA “PARQUES NACIONALES Y ESCUELAS INTERACTIVAS” LIBRO DE CUENTOS DIGITAL   Cavaron un gran pozo al que cubrieron con hojas. Mientras trabajaban, Rosi vigilaba… Cuando vio que Gala y Chamorro se acercaban, revoloteó sobre los demás animales, quienes de inmediato se escondieron. Al escuchar tanto barullo, los cazadores desesperados por saborear a su presa, cayeron al pozo. La serpiente y el zorro rogaron, suplicaron, imploraron, de todas formas para que alguien los ayudara a salir, pero nadie los oyó. Al día siguiente aparecieron todos los animales, rodearon el pozo y de todos ellos, el que decidió tomar la palabra fue Ardol, quien dijo: - Con la condición de que nunca más vuelvan a molestar a ninguno de nosotros, los ayudaremos. ¿Aceptan? Después de pensarlo y llenos de furia decidieron aceptar el trato. Cuando fueron liberados huyeron como dos cobardes. Luego de haber conseguido que estos cazadores no les volvieran a molestar, festejaron esta hazaña. Se divirtieron, bailaron y jugaron a las escondidas, en medio del bello y hermoso paisaje que ornamenta este lugar sin igual. Fin 13   
  14. 14. PROGRAMA “PARQUES NACIONALES Y ESCUELAS INTERACTIVAS” LIBRO DE CUENTOS DIGITAL   La Pampa PN LIHUÉ CALEL ESCUELA N°102 “SILVIO BIANCHETTI”, Puelches. El indio y el puma  Había una vez  un indio tehuelche que salió a cazar chanchos y pumas, cazaba muy bien.  Un día salió a cazar y encontró a un puma lastimado, se acercó y al verlo lastimado le sacó el  veneno de la víbora que lo había atacado. El puma estaba enojado así que tardo un buen rato  en sacarle el veneno.   Cuando terminó, el muchacho siguió la cacería, de repente vio una cueva pero no se animó a  entrar.  A  la  noche  fue  y  entró  sin  miedo  a  esa  cueva,  cuando  llegó  al  final  de  la  cueva  encontró  muchos animales que tocaban instrumentos musicales, el muchacho no quiso contarle a nadie.  Desde entonces él iba todas las noches a la cueva para aprender a tocar el bombo.  Una noche cuando salió de la cueva se encontró con ese mismo puma al que le había sacado el  veneno. El muchacho pensando que lo iba a atacar, sacó su flecha pero el puma se echó a sus  pies. A partir de ese día el indio decidió dejar su tribu para poder andar con su puma.  Todos los días salían a cazar chanchos jabalís para alimentarse  los dos. Una vez cuando iban  llegando a un charco, vieron unos chanchos, el puma salió por un lado y el indio por el otro.  Cuando  atacaron  el  puma  se  lanzó  sobre  un  chancho  y  el  muchacho  salió  corriendo  para  ayudarlo.   Al terminar su cacería el puma no veía al muchacho, subió una loma y vio que estaba peleando  con  un  chancho.  Salió  corriendo  para  ayudarlo,  pero  cuando  llegó  el  muchacho  ya  estaba  muerto.   El  animal  al  ver  muerto  al  indio  lo  arrastró  hasta  abajo  de  unas  jarillas  y  lo  enterró,  marchándose muy triste por haber perdido a su único amigo humano.    14   
  15. 15. PROGRAMA “PARQUES NACIONALES Y ESCUELAS INTERACTIVAS” LIBRO DE CUENTOS DIGITAL   La Rioja – San Juan PN TALAMPAYA ESCUELA N°862 “PRESBÍTERO CAYETANO DE QUIROGA”, Usno. El intenso calor se hacia sentir entre los enormes paredones de aquel paisaje único, la siesta avanzaba lentamente como queriéndose quedar entre las floridas breas que vestían de oro el Parque. Por esa sendita rojiza, de pequeñas partículas movedizas calientes como una braza, debido a los abrasadores rayos solares, que solamente las lagartijas pueden soportar, allí, escondida detrás de un frondoso algarrobo blanco, en el lugar conocido como “Jardín Botánico”, asomó rápidamente una cabecita verde amarillento, como queriendo observar el lugar. 15   
  16. 16. PROGRAMA “PARQUES NACIONALES Y ESCUELAS INTERACTIVAS” LIBRO DE CUENTOS DIGITAL   Cuando en ese momento agachadito y rapidito pasó un quirquincho de esos que se hacen bolita. La inquieta lagartija, muy empinada salió al encuentro del apurado quirquincho, preguntándole: _ ¿Eh amigo, a dónde se dirige tan de prisa? _Voy en busca de mi familia. Contestó el animalito sin levantar cabeza. _ Peroooo, ¡Espere un momentito!, necesito saber algo sobre ustedes los bolitas. _ Bueeeno, señora ya que insiste, me detendré unos minutos. _ ¡Dígame, amigo quirquincho! ¿Qué técnicas utilizan ustedes para defenderse? El quirquincho moviendo la cabeza, exclamó: 16   
  17. 17. PROGRAMA “PARQUES NACIONALES Y ESCUELAS INTERACTIVAS” LIBRO DE CUENTOS DIGITAL   _ ¡Muy fácil, nosotros los quirquinchos bolitas como nos llaman, y otros armadillos , nos doblamos y juntamos la cola con la cabeza. De esta manera el caparazón que nos protege forma un verdadero estuche, donde nos escondemos, de nuestros enemigos. ¿Y Usted mi amiga? _ Los lagartos y yo “la lagartija” usamos la mutilación. Es decir cuando nos capturan por la cola esta se desprende de nuestro cuerpo y bien así ¡escapamos! _ ¡Ay! ¡Pobres!, ¡Se quedan sin cola! Interrumpió asombrado el quirquincho. _ Noooo, (riéndose la lagartija) la cola nos vuelve a creer. En esos momentos en que los dos animalitos se reían de sus ocurrencias, observaron los gigantescos murallones que tenían en frente. _ ¡Mire amiga! ¿Alguna vez contempló la belleza imponente de estas rocas? (Se refería a la geoforma más representativa del Parque Talampaya: “El Monje”) _ ¡Claro que sí! Contestó muy segura lagartija. ¿Quiere que le cuente como se formaron? _ ¡Por supuesto!. Soy todo oídos. _ Bueno, esta figura como otras de este Parque se formaron gracias a la erosión que producen los agentes climáticos, como el viento y el agua que han ido modelando estas bellezas naturales. _ ¡Cuánta sabiduría! Pero cuánto más sabe sobre este lugar? _ Parece que le interesa ¿No?. Le cuento que hace millones de años, cuando las lagartijas volaban, este era otro paisaje, 17   
  18. 18. PROGRAMA “PARQUES NACIONALES Y ESCUELAS INTERACTIVAS” LIBRO DE CUENTOS DIGITAL   distinto al que vemos ahora. Existían grandes lagos, vegetación abundante pero lo más temible, estaba poblado por unos monstruos gigantescos, llamados “Dinosaurios” que quiere decir “lagarto terrible”, por supuesto sin ofender a la especie. En eso, mientras la lagartija estaba explicando, una polvareda se divisó entre unas jarillas…A toda carrera se acercó un zorro gris. _ ¡Pepepero! ¿Qué le está pasando amigo zorro? Alcanzó a murmurar el quirquincho asustado. _ Huyo del hombre. Dijo el zorro casi sin respiración. _ ¡Detente!!! - Grito con toda su voz la lagartija - En este sitio no hay peligro alguno. Acá somos protegidos por un grupo de personas llamados “Guardaparques”. _ ¡Pe-ro, del lu-gar de don-de ven-go me per-siguen para ma-tar-me.!!! Respondió entre cortado nuestro amiguito, el zorro. 18   
  19. 19. PROGRAMA “PARQUES NACIONALES Y ESCUELAS INTERACTIVAS” LIBRO DE CUENTOS DIGITAL   _ ¿Y por qué tanta insistencia en quitarte la vida? ¡Ni para bocado les sirve! ¡Estás tan flaco, amigo! _ Ustedes no comprenden. Ellos sí; mi piel es un valioso tesoro, aunque muchos también me cazan por deporte. _ Bien, amigos - Dijo muy seria la lagartija. Por lo visto el peligro ha pasado pero quería advertirles que si bien estamos cuidados dentro de esta área protegida, existen algunos otros animales en peligro de extinción por acciones negativas del hombre sobre este medio como el puma y ratón cola de pincel. ¡Así que debemos tener mucho cuidado! _ ¡Gracias, querida amiga Lagartija! aprendimos mucho por hoy, pero la tarde cae lentamente y debemos reencontrarnos con la familia – dijo el quirquincho - Me parece muy buena idea. – Respondieron a dúo el zorro y la lagartija _ Hasta otro encuentro. Se despidieron. Los hombres tienen que recordar que: “Deben aprender a respetar las especies vegetales y animales evitando destruirlos por motivos egoístas o mezquinos. Tienen tanto derecho a la vida como nosotros. El mundo también es de ellos” Fin 19   
  20. 20. PROGRAMA “PARQUES NACIONALES Y ESCUELAS INTERACTIVAS” LIBRO DE CUENTOS DIGITAL   Neuquén PN LANÍN ESCUELA N°252 PAIMÚN     UN CAZADOR QUE REFLEXIONÓ      Hace muchos años, vivía un cazador en un bosque lejano repleto de araucarias, lengas y ñires.     Una mañana cuando perseguía a un zorro, quedó sorprendido al ver una nube de humo a unos  dos kilómetros del camino; donde había una antigua cabaña en la que vivían unos abuelitos.     Corrió desesperado hacia ese lugar pero al llegar se encontró con algo muy raro…Los abuelos  estaban  asustadísimos….  ¡El  volcán!  ¡El  volcán!,  gritaban  señalando  hacia  la  espesa  nube  negra. Corrían como queriendo escapar. ¡El volcán está en erupción! Sucedió que la gran masa  oscura  en  forma  inesperada  desapareció;  como  por  arte  de  magia.  Los  viejitos,  que  eran  mapuches, se llenaron de alegría y regresaron felices y tranquilos a continuar con las tareas allí  en la cabaña. El cazador recordó en ese instante la misión que tenía ese día: atrapar al zorro  que se estaba comiendo las aves del corral. Pensó y pensó por un largo rato se sentó bajo el  redondo maitén y se veía en otros tiempos cazando…  matando… a veces sin ninguna razón.     ¡Basta!, dijo: voy a buscar a mis amigos para que me ayuden a arreglar el corral. Las cañas de  colihue más altas y bien atadas impedirán que los zorros entren. Así lo hizo y sintió una gran  paz en su corazón. Por el arreglo realizado pero más porque había tomado la decisión de no  cazar más.      20   
  21. 21. PROGRAMA “PARQUES NACIONALES Y ESCUELAS INTERACTIVAS” LIBRO DE CUENTOS DIGITAL   Río Negro - Neuquén PN NAHUEL HUAPI. PUERTO BLEST ESCUELA N°303 "AURELIO PARGADE", Isla Victoria.   EL CHANCHO Y EL CIERVO    En  los  años  1990  en  un  lugar  llamado  Isla  Victoria,  vivían  animales  como  el  chancho  jabalí, el ciervo, el pudú pudú y aves como el chimango, el jote, la bandurria, el tero y el faisán.    En  esta  historia  los  protagonistas  del  bosque  eran  el  jabalí,  el  chimango  y  el  ciervo,  “animales  fuertes”.  El  jabalí  y  el  ciervo  siempre  se  peleaban  porque  desde  chiquitos  no  se  llevaban bien.    Una noche mientras el chancho dormía el ciervo estaba comiendo junto a los árboles  de manzana y sin querer  tiró una rama encima del chancho. Éste se levantó, buscó y como no  encontró a nadie, pensó que serían los chanchitos más chiquitos que siempre pasaban por allí  para comer manzanas.     Pero  el  chimango  que  era  medio  chismoso,  le  dijo  que  el  ciervo  le  había  tirado  una  rama para pegarle a propósito. Entonces, el chancho fue a buscar al ciervo, lo sorprendió y se  largaron a pelear.    Por suerte, aparecieron las bandurrias y con sus largos picos los pudieron separar.    Mucho  tiempo  después,  el  chimango  decidió  decirle  la  verdad  al  chancho  porque  se  sentía solo y quería tener amigos. Nadie lo quería porque era muy chismoso.    El chancho al saber la verdad, salió corriendo a buscar al ciervo y le pidió perdón. Se  juntaron y todas las noches iban a comer manzanas juntos.    Al chimango lo perdonaron y le pidieron que nunca más ande chismoseando por ahí.      21   
  22. 22. PROGRAMA “PARQUES NACIONALES Y ESCUELAS INTERACTIVAS” LIBRO DE CUENTOS DIGITAL   Río Negro PN NAHUEL HUAPI. RÍO VILLEGAS ESCUELA N°92 “WOLF SCHOLNIK”, El Manso. La liebre amiga  Había  una  vez  una  liebre  que  iba  caminando  muy  contenta  pero  que,  de  repente, escucho un ruido de hojas. Entonces empezó a correr.    Corrió hasta llegar a una mata de mosqueta, se escondió y se quedó tranquilita,  miró hacia el costado y no vio nada.    Decidió seguir caminando y llegó a su cueva.    Después  de  un  rato,  escuchó  un  griterío  de  perros,  notó  que  andaban  correteando a su amiga.    La liebre tuvo una idea y empezó a hacer sonidos fuertes.     La escuchó uno de los perros y la liebre comenzó a correr con su amiga  hasta  que llegaron a una cueva y se salvaron las dos.      22   
  23. 23. PROGRAMA “PARQUES NACIONALES Y ESCUELAS INTERACTIVAS” LIBRO DE CUENTOS DIGITAL   Santa Cruz PN MONTE LEÓN ESCUELA N° 2 “D. F. SARMIENTO”, Puerto Santa Cruz.   Hace mucho tiempo atrás el viento y la lluvia le dieron forma de león a una gran montaña. Sorprendida por esta forma, la gente del lugar lo llamó Monte León. Allí habitaban maras, cuises, lobos marinos de un pelo, pingüinos, tuco-tucos, águilas moras, hurones, zorros, zorrinos, guanacos, gaviotas, caranchos, piches, ñandúes, cormoranes, toninas overas, matuastos, cauquenes y un macá tobiano que andaba perdido y se quedó a vivir allí. Su vida silvestre era tranquila y alejada de las ciudades, hasta que un día llegó un cazador y empezó a cazar guanacos para comerlos y hacer abrigos con sus pieles, pumas para sacarles la piel y usar sus cabezas como adorno, mataba ñandúes para comerlos y sacaba los huevos de sus nidos, a los zorros los cazaba para sacarles la piel. El cazador se volvió loco y cazó y cazó hasta casi 23   
  24. 24. PROGRAMA “PARQUES NACIONALES Y ESCUELAS INTERACTIVAS” LIBRO DE CUENTOS DIGITAL   terminar con los animales. Sólo quedaron dos de cada especie. El único macá tobiano que estaba en el lugar, al ver todo eso, salió huyendo muy asustado pero el cazador lo encontró y lo mató de un tiro. Un guardaparque que andaba por allí lo vio tirado en el suelo y se acercó hasta la isla para ver lo que sucedía. Encontró al cazador y le dijo que no debía cazar animales porque si los mataba a todos no iban a quedar especies en 24   
  25. 25. PROGRAMA “PARQUES NACIONALES Y ESCUELAS INTERACTIVAS” LIBRO DE CUENTOS DIGITAL   el lugar y las personas que lo visitaran no los podrían conocer. Un estanciero se instaló en Monte León y ayudó al guardaparque a cuidar el lugar. Al cazador lo echaron y los animales pudieron reproducirse y estuvieron a salvo otra vez. La gente de los pueblos vecinos comenzó a visitar el lugar y tomaba fotografías de los animales sin molestarlos. Hoy Monte León es un parque nacional al que todos podemos visitar.   25   
  26. 26. PROGRAMA “PARQUES NACIONALES Y ESCUELAS INTERACTIVAS” LIBRO DE CUENTOS DIGITAL   Santa Cruz PN LOS GLACIARES ESCUELA N°80, El Calafate La leyenda del Cóndor    Hace muchos años cercana a la zona de los glaciares, existía una tribu Tehuelche llamada “Newen Mapu” que en lengua nativa significa “fuerza de la tierra”. Solían recorrer la estepa Patagónica en busca de guanacos para alimentarse y fabricar con los cueros sus kau (casas). También llegaban a las zonas de mayores lluvias tras presas codiciadas como el huemul, internándose en el bosque. Cuando éste cambiaba sus tonalidades, tornándose rojizas las lengas y ñires, emprendían el camino hacia el Norte, en busca de mejores climas. Uno de tantos otoños cuando estaban a punto de iniciar la migración, sucedió algo que nadie olvidaría jamás. La tribu estaba al mando de un cacique llamado “Oigl” quien gobernaba con justicia y equidad. Oigl tenía un hermano, “Hualichu” quien a diferencia de aquel, era malvado e inescrupuloso cuyo deseo era adueñarse del mando, siguiendo sus instintos decidió depositar carne putrefacta en la comida de su hermano, para así enfermarlo y lograr de una vez por todas, su cometido. Oigl enfermó, agravando su estado rápidamente. Su gente lamentando su estado, clamaba a sus dioses por su curación. Pero Oigl cada día empeoraba. El Chamán de la tribu llamado Námenk propuso hacer un ritual denominado “Nguillatún” que consistía en convertir al hombre enfermo en un animal inexistente, alargando así sus días. A pesar de las insistencias y de no hallar otra cura para aliviar el sufrimiento, la tribu se opuso, ya que tenían temor de lo que le podría pasar a su cacique entre la fauna peligrosa del bosque. Cuando Oigl se enteró de la propuesta del Chamán, y sintiendo que sus días llegaban a su fin, le pidió que realizara el ritual; su deseo era que lo convirtiese en la mayor de las aves de la región, que contase en su cuerpo con sus dos colores favoritos: el blanco y el negro. Al atardecer siguiente, todos se reunieron junto a una gran fogata, la cual debían mantener encendida durante tres jornadas, para poder dar inicio a la ceremonia. El estado de Oigl empeoraba. A la madrugada del tercer día, cuando apenas el sol empezaba a levantarse sobre los cerros, comenzó la transformación: las llamas pasaron de rojas a un tono azul, la humareda negra se mezclaba con tintes blancos del amanecer. 26   
  27. 27. PROGRAMA “PARQUES NACIONALES Y ESCUELAS INTERACTIVAS” LIBRO DE CUENTOS DIGITAL   El Chamán se acercó y echando unos polvos de colores exóticos, expresó unas palabras inentendibles en su lengua nativa. Cuando un fuerte viento patagónico azotó el lugar, el cuerpo de Oigl comenzó a elevarse, confundiéndose con el fuego y con los colores del amanecer. Formando un gran anillo en el aire el viento llevó a un ave, desconocida hasta entonces, de gran porte y envergadura, sobre las cimas más altas de la Cordillera de los Andes y se volvió a dormir hasta las diez, ya que el viento de la zona no suele levantarse antes de esa hora. Desde entonces un ave majestuosa custodia el bosque Andino- Patagónico, respetando a los seres vivientes y alimentándose sólo de restos de animales muertos. NÁMENK: médicos y hechiceros de la tribu. (Tehuelche). NEWÉN MAPU: la fuerza de la tierra (tehuelche). OIGL: cóndor. HUALICHU: demonio. 27   
  28. 28. PROGRAMA “PARQUES NACIONALES Y ESCUELAS INTERACTIVAS” LIBRO DE CUENTOS DIGITAL   Tierra del Fuego PN TIERRA DEL FUEGO ESCUELA N° 6 “PROVINCIA DE ENTRE RÍOS”, Laguna Escondida En el Parque Nacional había un cóndor llamado Tom, que tenia cinco hermanos y dos hermanas que vivían en la Cordillera de los Andes, cerca de la cadena montañosa Darwin. El sueño de Tom era volar hasta la luna. - Como todo sueño se va a cumplir! – pensaba Tom. Sus dos amigos, Simor y Aby, le discutían que eso no sucedería. Pero Tom no se rendiría tan fácilmente. Al día siguiente Tom intentó volar más allá de las nubes, y lo hizo, pero... de repente ¡PUM!!!, se cayó y se golpeó. Simor y Aby corrieron hasta donde estaba Tom. - ¿Estás bien? –preguntaron sus amigos. - ¡Ja, qué pregunta! - dijo el pobre cóndor. Pero Tom no se rendía tan fácilmente, lo intentó y lo intentó. Volaba más allá de las nubes. Pero... otra vez se caía. - Es absurdo – pensaba Tom - No puede ser que esté tan cerca y no poder llegar. - ¡Es un tonto! – decía Simor. Aby hervía agua para mate porque nunca le podía decir a Simor lo que pensaba de él. - ¡Basta!! - dijo Aby – Tú crees que lo sabes todo, y seguramente no puedes volar más allá de las nubes –. - ¡Es todo mentira!! – dijo Simor - ¡No podrá llegar jamás!! – y... empezaron a discutir. A la noche fueron a la casa de Tom, él estaba hablando con Aby y Simor le dijo: - Aby ¿podemos hablar, a solas?? – - SÍ – contestó Aby. - ¿Me perdonás?. - Claro - dijo Aby tímidamente. Al día siguiente organizaron un plan para que Tom lograra volar hasta la luna. Tom voló, voló y voló. - ¡Al fin la luna! – gritó Tom. Les llevaré una foto. Desde lo alto logró ver a sus amigos, Aby la fiel amiga y por supuesto, que también a Simor, el zorro colorado fueguino. Acururrucados bajo la sombra de un calafate cubierto de flores brillantes y amarillas observaban las proezas de su amigo. Agazapados bajo el michay los conejos se mostraban muy sorprendidos. Un pájaro carpintero, un grupo de cauquenes, una solitaria garza bruja creían estar frente a una alucinación. Sobre la rama de una lenga a la vera del Lago Roca, el martín pescador descansaba de la pesca del día. 28   
  29. 29. PROGRAMA “PARQUES NACIONALES Y ESCUELAS INTERACTIVAS” LIBRO DE CUENTOS DIGITAL   Sacó la foto y volvió a su casa. Cuando sus amigos lo veían regresar muy alegres decían: - ¡Viva Tom!!!, ¡Viva Tom!!! - ¡Hola chicos!!! – dijo Tom -. De repente se oyó un disparo (porque por ahí había cazadores). - ¿Qué fue eso ? – preguntó Tom. - ¡El cazador! ¡El cazador!!! - le gritaban sus amigos. - ¿Qué?, ¡No los escucho!! – decía Tom -. Simor y Aby seguían gritando. Tom no los escuchaba. De repente ¡BANG!!!, el cazador le disparó a Tom. Cayó herido, sus amigos lo rodearon y pronto llegaron los guardaparques, lo atendieron y lo curaron. A pesar de las heridas y magullones Tom estaba muy feliz con su hazaña.   29   

×