Successfully reported this slideshow.

BBVA: Situación de España en 2013

1,770 views

Published on

  • Be the first to comment

BBVA: Situación de España en 2013

  1. 1. El Servicio de Estudiosdel Grupo BBVASituación EspañaTercer Trimestre 2012 • Las incertidumbres sobre la política económica puedenAnálisis Económico intensificar la desaceleración a nivel mundial. • Europa: las medidas acordadas deben ser rápida y eficazmente implementadas para acelerar la recuperación. • España: la persistencia de elevadas tensiones financieras extenderá a 2013 la contracción de la actividad. • Con objetivos fiscales más creíbles y medidas contundentes, el esfuerzo debe centrarse ahora en su ejecución y en las reformas para mejorar la capacidad de crecimiento.
  2. 2. Situación España Tercer trimestre 2012El Servicio de Estudiosdel Grupo BBVA Índice 1. Editorial ..........................................................................................................................................................................................................................................................................3 . 2. Una desaceleración mundial que puede agravarse sin acciones decisivas de política económica......................................................................................................5 3. Perspectivas de crecimiento de la economía española ........................................................9 Recuadro 1. El acuerdo de ayuda financiera para reforzar la solvencia del sistema financiero español.............23 Recuadro 2. Una evaluación de las últimas medidas aprobadas por el Gobierno...................................................................... 25 . Recuadro 3. Cuenta corriente, deuda externa y movimientos de capital: un episodio histórico para la economía española..............................................................................................................................................................29 . Recuadro 4. Diversidad de comportamientos regionales, condicionados por el ajuste fiscal y el sector exterior....................................................................................................................................................33 . 4. Cuadros....................................................................................................................................................................................................................................................................35 Fecha de cierre: 3 de agosto de 2012VER INFORMACIÓN IMPORTANTE EN LA PÁGINA 38 DE ESTE DOCUMENTO Página 2
  3. 3. Situación España Tercer trimestre 2012El Servicio de Estudiosdel Grupo BBVA 1. Editorial A pesar de que el deterioro de la economía real durante los primeros dos trimestres del año ha ido conforme a lo esperado, las perspectivas que se incluyen en esta publicación son más negativas que las presentadas hace tres meses e implican que la recuperación sostenida de la economía española tardará aún más en llegar. En particular, se espera que el PIB se contraiga un 1,4% tanto en 2012 como en 2013 y que, por consiguiente, se mantenga el proceso de destrucción de empleo durante los próximos meses. Las causas detrás de este empeoramiento en las perspectivas residen, por un lado, en la falta de certidumbre sobre las políticas que han de resolver los problemas de solvencia y liquidez a nivel europeo, así como en las que deben eliminar las incertidumbres de los mercados sobre el riesgo de ruptura de la moneda única. Como consecuencia, Europa presentará durante 2012 y 2013 una economía débil, que no supondrá impulso o soporte alguno para la economía española. Por otro lado, se ha observado también una pérdida de confianza de los mercados sobre la capacidad de España de cumplir sus compromisos fiscales y de avanzar hacia la rápida y definitiva reestructuración de una parte de su sistema financiero. La pérdida de confianza en la eurozona y en España se ha reflejado en un parón súbito de flujos de capitales externos hacia la economía española, que ha tenido como consecuencias un aumento significativo del coste de financiación para el sector público y una creciente dependencia por parte del sector privado doméstico de los recursos provenientes del Eurosistema. El cierre de los mercados y la magnitud de los costes de financiación dan lugar a un elevado grado de incertidumbre en las decisiones de los agentes económicos, reducen considerablemente el impacto positivo de la política monetaria del BCE sobre la economía española, que sí beneficia a otros países, e incrementan el efecto negativo neto del ajuste fiscal, al no producirse la esperada disminución de las primas de riesgo que tendría lugar en circunstancias normales. Todo estos factores explican el cambio de escenario y las perspectivas de una mayor caída de la actividad. Los sesgos sobre este escenario dependerán de la rapidez y eficiencia en la implementación de una serie de instrumentos y políticas que han sido anunciados durante las últimas semanas. En primer lugar, ante el escenario anteriormente descrito, el Gobierno español ha decidido acertadamente solicitar la ayuda financiera de sus socios europeos para poder completar la recapitalización del sistema financiero. Esta ayuda es positiva ya que el volumen de financiación concedida cubre con holgura las posibles necesidades de capital del sistema, se establece con tiempo antes de que se den a conocer dichas necesidades, le otorga credibilidad al proceso con la implicación de las autoridades europeas y establece un calendario con plazos predeterminados. Más importante aún es que, aunque el tamaño de los posibles pasivos a contraer por este concepto son manejables dado el nivel de deuda pública española, se ha abierto la posibilidad de transferir en un futuro estas obligaciones al Mecanismo Europeo de Estabilidad (MEDE) una vez que se establezca un supervisor único en Europa. De confirmarse dicho traspaso durante los próximos trimestres se habría dado un paso decisivo para solucionar uno de los principales problemas en Europa y, principalmente, en España: la retroalimentación entre riesgo soberano y bancario. Por otro lado, la condicionalidad a la que se ve sometida la economía española como consecuencia de esta ayuda es razonable y conlleva medidas que se han venido proponiendo en esta publicación desde el inicio de la crisis. Por ejemplo, no se han añadido compromisos en materia fiscal más allá de los que ya se habían adquirido, y la Comisión Europea ha tenido en cuenta el nuevo contexto económico para fijar objetivos de déficit acordes con el mayor deterioro esperado de la economía. Sin embargo, dada la desviación observada en 2011, el tamaño del ajuste fiscal necesario para cumplir con la meta de 2012 continúa siendo enorme (alrededor de 5% del PIB) y el esfuerzo conjunto a 2013 alcanzará más de 7% del PIB. El Gobierno ha anunciado medidas que elevan considerablemente la probabilidad de cumplir con el objetivo en 2012. Más aún, ha escogido instrumentos de política fiscal que minimizarán el impacto negativo que tendrá la consolidación fiscal sobre la actividad incrementando la imposición indirecta, reduciendo el gasto corriente y anunciando una disminución de la imposición directa a partir de 2013. En todo caso, continúan existiendo riesgos hacia delante. El primero es el relacionado con la consecución de los objetivos presupuestarios en 2013 si, como se prevé en esta publicación, se confirma que la recesión económica será similar a la de este año. En segundo lugar, existe un riesgo importante de ejecución, ligado principalmente a la capacidad de que las comunidades autónomas cumplan rigurosamente con los compromisos asumidos en sus Planes Económico-Financieros de Reequilibrio 2012-2014 (PEFs). La suspensión de la paga extraordinaria de Navidad a los empleados públicos ayudará a Página 3
  4. 4. Situación España Tercer trimestre 2012El Servicio de Estudiosdel Grupo BBVA las CC.AA. a compensar las dudas sobre la eficacia de algunas de las políticas anunciadas en sus PEFs (por ejemplo, los ingresos por privatizaciones). Además, algunas de estas medidas se han anunciado como temporales, cuando son necesarios ajustes presupuestarios permanentes, por lo que se retrasa a los próximos años una parte del ajuste fiscal. No obstante, el Gobierno y las CC.AA. van ganando credibilidad al poner en marcha los mecanismos y plazos de la Ley de Estabilidad Presupuestaria. Asimismo, el Gobierno ha anunciado un calendario de reformas que se concentra en áreas que tradicionalmente han sido “cuellos de botella” para la generación de ganancias de competitividad en la economía española. El anclaje que supone la ambiciosa reforma laboral llevada a cabo debería reforzarse con acciones decididas que mejoren las perspectivas de las finanzas públicas y el crecimiento a medio plazo de la economía española. En cualquier caso, las medidas que se están tomando, aunque positivas, necesitan tiempo para madurar, mostrar su efectividad y alcanzar sus objetivos. Por ejemplo, en el caso del crecimiento, durante los próximos trimestres los datos continuarán mostrando una economía en contracción. Asimismo, el que una parte importante de las medidas fiscales se haya concentrado en la parte final del año, ya sea por el retraso en la entrada en vigor de los presupuestos o la presentación de los PEFs, o porque así han sido diseñadas, augura que la mejoría significativa en el déficit público todavía tardará en llegar. Las medidas anunciadas en Europa también necesitarán tiempo para proporcionar los resultados deseados. La aprobación de un supervisor único bancario en Europa se dará cuando menos a partir de finales de este año. La puesta en marcha de los mecanismos necesarios para transferir al MEDE la deuda correspondiente a la recapitalización bancaria en España no tendrá lugar, como pronto, hasta el primer semestre del 2013. Todo lo anterior implica que las incertidumbres respecto al éxito de las políticas implementadas en España y en Europa permanecerán por un tiempo todavía prolongado. Para que esto no se traduzca en episodios de elevada volatilidad en los mercados financieros que retroalimenten el círculo vicioso en el que se encuentra inmersa la economía, es necesario reforzar el compromiso entre España y las instituciones europeas. Por su parte, el Gobierno español, habiendo adoptado ya en su mayor parte las medidas fiscales necesarias, debe profundizar en reformas que aumenten la capacidad de crecimiento de la economía, garantizando de esta manera una mayor velocidad de salida cuando se produzca la recuperación. Por su parte, las instituciones europeas deben dar un salto cualitativo a nivel institucional que acelere la solución a la crisis de la deuda y deben respaldar las políticas implementadas en España, utilizando con la mayor eficacia posible los mecanismos disponibles para reducir su prima de riesgo y garantizar su consistencia con los fundamentales de la economía española. Página 4
  5. 5. Situación España Tercer trimestre 2012El Servicio de Estudiosdel Grupo BBVA 2. Una desaceleración mundial que puede agravarse sin acciones decisivas de política económica El crecimiento global ganará fuerza sólo si medidas de política económica ya aprobadas, y algunas por tomar aún, se implementan a tiempo Dado el debilitamiento de la economía mundial registrado en la primera parte de 2012, el papel de las políticas económicas es determinante para mejorar las perspectivas de crecimiento en 2013. El escenario de crecimiento mundial descrito en esta publicación, en torno al 3,5% durante el periodo 2012-2013, depende tanto del seguimiento y aplicación de las medidas ya aprobadas como de la adopción de medidas nuevas. Estos pasos son necesarios para evitar un “accidente” financiero en Europa1 y un ajuste fiscal automático en Estados Unidos (EE.UU.), además de para estimular el crecimiento de las economías emergentes. En caso de que las políticas económicas no logren sus objetivos, la desaceleración en marcha desde 2011 se intensificaría en 2012 y 2013, dejando el crecimiento mundial el año próximo en el nivel más bajo de los últimos 30 años exceptuando la recesión de 2009. Tras la cumbre de junio, el área del euro ha dado pasos en la dirección adecuada para reforzar la moneda única, entre los que se incluyen acuerdos sobre la supervisión bancaria única, la aprobación de planes de largo plazo en los ámbitos bancario y fiscal, y las medidas de apoyo al crecimiento. Sin embargo, han de aplicarse los mecanismos aprobados para asegurar la estabilidad financiera del área y utilizar la plena capacidad de los mecanismos financieros existentes, permitiendo que economías con difícil acceso al mercado puedan implementar planes de consolidación fiscal aprobados y reformas estructurales. Ello también debería implicar la participación del Banco Central Europeo (BCE). En EE.UU. ha de acordarse y aplicarse una consolidación fiscal que evite la entrada en vigor en 2013 de medidas automáticas de recorte de gasto y de finalización de rebajas fiscales que, tal y como están definidas, no suponen una mejora de la sostenibilidad de las finanzas públicas en el largo plazo y, previsiblemente, llevarían a la economía norteamericana a una recesión en 2013. El proceso electoral en marcha en EE.UU. dificulta alcanzar acuerdos antes de las elecciones, por lo que es previsible que la incertidumbre fiscal aumente en los próximos meses. Por su parte, es necesario que aquellas economías emergentes con margen de actuación en política económica implementen una combinación de medidas que logre compensar el ajuste de la demanda externa. Y ello sin olvidar que la volatilidad de los flujos financieros puede aumentar, afectada por los vaivenes de la crisis europea y por la potencial expansión cuantitativa de la política monetaria en EE.UU. 1: El “accidente” financiero puede tener varias formas, como por ejemplo la falta de demanda en emisiones soberanas de alguna de las economías periféricas. Página 5
  6. 6. Situación España Tercer trimestre 2012El Servicio de Estudiosdel Grupo BBVA Gráfico 1 Gráfico 2 Crecimiento del PIB mundial (%) Crecimiento del PIB por áreas (%) 6 7,8 8,3 5,1 8 5 5,6 3,7 6 4,7 3,9 3,4 3,2 3,5 4 4 2,8 2,1 1,8 3 2 0,3 2 0 -0,3 -2 -1,4 -1,4 1 2012 2012 2012 2012 2012 2012 2013 2013 2013 2013 2013 2013 0 -1 -0,6 UEM España EE.UU LatAm* Asia China -2 Emerg. 2008 2009 2010 2011 2012 (p) 2013 (p) sin Economías Emergentes * China Economías Avanzadas * Escenario Base Abr-12 Escenario Base Jul-12 Escenario Base Abr-12 (*) Contribuciones al crecimiento (*) Argentina, Brazil, Chile, Colombia, México, Perú y Venezuela Fuente: BBVA Research Fuente: BBVA Research Con una menor probabilidad de que ocurra un accidente, la economía europea será capaz de salir de la recesión actual hacia finales del año, aunque los riesgos se mantienen a la baja El segundo trimestre del año no ha sido positivo para la zona euro, que continúa con una fuerte crisis financiera, sobre todo en los países periféricos, y ha visto cómo los indicadores macroeconómicos se deterioraban después de un primer trimestre de mejora. La eurozona ha superado una situación difícil en Grecia, donde la reestructuración de la deuda en abril fue seguida por un período de inestabilidad política que, tras dos elecciones generales, ha dado lugar a un gobierno de coalición a favor de la permanencia del país en la zona euro y del mantenimiento del programa de reformas. En cualquier caso, la situación de Grecia continúa siendo difícil, ya que va a sufrir una recesión profunda durante este año y la sostenibilidad de su deuda pública a largo plazo aún no está asegurada, a pesar de la reestructuración. Más allá de Grecia, las tensiones financieras se han recrudecido durante el segundo trimestre y han afectado, sobre todo, a España e Italia. Las causas de este deterioro financiero se pueden encontrar en las dudas sobre los planes de reestructuración de parte del sistema financiero español, incluso después del plan de recapitalización de 100 mil millones de euros aprobado por la eurozona, y por la percepción generalizada de que las decisiones adoptadas hasta ahora por las autoridades europeas, a pesar de los avances conseguidos, no son suficientes para resolver la crisis. Las medidas tomadas en la cumbre europea del 28-29 de junio supusieros avances positivos, aunque no han tenido consecuencias inmediatas sobre las tensiones financieras. La supervisión común del sistema bancario, en principio fechada para el mes de diciembre, es un primer paso hacia la unión bancaria, aunque el resto de los elementos necesarios, así como la unión fiscal, quedan para más adelante, con propuestas que se presentarán en octubre y se deberían aprobar en la cumbre de diciembre si existe un acuerdo entre los países de la eurozona. La cumbre se focalizó más en medidas para atajar los problemas del corto plazo. Más allá del plan de crecimiento, que apenas supone la inyección de dinero “fresco”, la recapitalización directa de los bancos que lo requieran por parte del Mecanismo Europeo De Estabilización (MEDE), una vez esté en marcha la supervisión bancaria común, ayudará a romper la relación entre deuda soberana y bancaria. La precisión de que las intervenciones en los mercados de deuda soberana del Fondo Europeo de Estabilidad Financiera (FEEF) y del MEDE podría llevarse a cabo sin condicionalidad adicional es un paso más, aunque pequeño, para aliviar las tensiones de la deuda soberana en países como España e Italia. En cualquier caso, requeriría la petición previa de ayuda por parte de estos países y la firma de un memorando de entendimiento con Europa. Como se puede apreciar, las medidas son positivas, pero no de aplicación inmediata, y no han constituido una solución convincente y Página 6
  7. 7. Situación España Tercer trimestre 2012El Servicio de Estudiosdel Grupo BBVA definitiva ante las dudas del mercado. Sigue sin existir un comprador de última instancia para la deuda soberana, papel que el BCE no cumple. Los inversores continúan incorporando un riesgo de tipo de cambio a sus decisiones de inversión dentro de una unión monetaria ante la posibilidad de ruptura del euro, cuya probabilidad consideran mayor tras el episodio griego y la evidencia de que la estrategia adoptada por Europa para reconducir los desequilibrios de la periferia pasa por una fuerte recesión en varios países, que hace más difícil los ajustes. A esto se añaden los retrasos en la aprobación del MEDE en Alemania y las declaraciones de políticos europeos poniendo en duda la validez de lo acordado en la cumbre, lo cual genera “ruido” en el mercado, que ve altos riesgos de implementación en las decisiones adoptadas. Ante este panorama, es importante que los países continúen aplicando la hoja de ruta definida a través de los programas de reformas y ajustes, y que se pongan en marcha las decisiones tomadas en junio para aliviar lo más rápidamente posible los problemas de financiación de los soberanos y los agentes privados de la periferia. Bajo estas condiciones de actuación por parte de las autoridades, las previsiones asumen que las primas de riesgo y las restricciones de liquidez se irán reduciendo paulatinamente a partir de septiembre, aunque tardarán en desaparecer. Con menores riesgos de un accidente financiero, la economía europea será capaz de salir de la recesión actual hacia finales del año y crecerá moderadamente en 2013 (+0,3%), aunque sin poder evitar la recesión este año (-0,3%) debido a la caída de actividad acumulada desde el cuarto trimestre de 2011. Los países de la periferia seguirán experimentando una recesión importante debido a los ajustes fiscales y al proceso de desapalancamiento de los agentes económicos. Los del centro y norte de Europa crecerán, pero su actividad se verá lastrada, tanto por la debilidad de la demanda interna como por un menor tono de la demanda global. En este contexto, la inflación debería situarse por debajo del 2% a principios del año que viene, mientras que el BCE mantendrá los tipos de interés a los niveles actuales, o incluso menores, durante un período prolongado de tiempo. Los riesgos de este escenario son evidentes y se derivan de la posibilidad de un accidente financiero en algún punto o sector de Europa, con un potencial de contagio elevado a otros países. En principio, y sólo si se implementan adecuadamente las medidas aprobadas a finales de junio para eliminar la retroalimentación de los riesgos soberano y bancario en España, y para estabilizar los mercados financieros en el conjunto del área del euro, pueden ser suficientes para evitar dicho accidente. En todo caso, el balance de riesgos está sesgado a la baja dada la posibilidad de que la implementación de las medidas aprobadas sea demasiado lenta y esté sometida a los vaivenes de la economía política doméstica de los distintos países. Aunque existe voluntad política para reforzar la moneda común, la toma de medidas no está llegando al ritmo más adecuado. Revisiones a la baja en el resto del mundo En lo que se refiere a EE.UU., la revisión a la baja de las expectativas de 2012 en adelante se deriva tanto del decepcionante crecimiento registrado en el segundo trimestre de 2012, por debajo de lo esperado, como del impacto de unas tensiones financieras más elevadas desde Europa. En Latinoamérica, a pesar de las generalizadas revisiones a la baja en el crecimiento esperado respecto a las estimaciones presentadas hace tres meses, se mantienen las previsiones de México (3,7% en 2012 y 3,0% en 2013) dados los buenos datos de actividad del primer semestre de 2012, el sostenimiento de las favorables condiciones de financiación doméstica y el impulso de la competitividad externa. En Brasil, las previsiones de crecimiento han sido revisadas a la baja significativamente (hasta el 2,2% en 2012 desde el 3,3%), debido tanto al impacto del entorno externo y los problemas domésticos, como a una cierta desaceleración en los mercados de crédito y el deterioro de competitividad. A pesar de que se espera que la actividad se recupere en los próximos trimestres tras la relajación sin precedentes de las condiciones monetarias, la reciente desaceleración advierte de las dudas sobre la sostenibilidad del actual modelo de crecimiento y su excesiva dependencia del consumo privado y de la expansión del crédito. Página 7
  8. 8. Situación España Tercer trimestre 2012El Servicio de Estudiosdel Grupo BBVA Gráfico 4 Tipo de cambio dólar-euro y Gráfico 3 prima de riesgo de España e Italia. Media simple Indicador de estrés financiero, BBVA Research (*) del spread vs. bono a 10A, pb; índice 1 ene 11=100 3,0 1,50 50 2,5 1,45 LTROs 100 2,0 1,5 1,40 150 1,0 1,35 0,5 200 0,0 1,30 -0,5 BCE Compra de bonos 250 1,25 -1,0 -1,5 1,20 300 may-11 may-12 mar-12 jul-11 ene-11 jul-12 ene-12 jul-11 jul-12 ene-12 jul-09 jul-10 jul-08 ene-09 ene-10 ene-08 abr-12 ago-11 ago-12 nov-11 dic-11 sep-11 jun-11 jun-12 oct-11 feb-12 ITF-EEUU ITF-UEM EUR (izqda.) Spread (dcha., invertido) ITF-EEUU abril 12 ITF-UEM abril 12 (*) Resume la dinámica de un conjunto de variables financieras que Fuente: BBVA Research y datos EPFR incluye: volatilidad bursátil, de tipo de interés y de divisas; riesgo soberano, de crédito y corporativo; y tensiones de liquidez.. Fuente: BBVA Research En Asia, el crecimiento en la primera mitad de 2012 fue menor de lo esperado en el caso de China. De forma consistente con un escenario global más débil, se han revisado a la baja las previsiones para 2012-2013. Sin embargo, las medidas de impulso monetario y fiscal, permitirán que el PIB pueda crecer en 2013 un 8,3%, medio punto más que en 2012. En el resto de Asia también hay margen de actuación para las políticas económicas, pero existen riesgos a la baja, tanto por una caída más acusada de la demanda global como por una desaceleración continuada de China que pueda aumentar por fragilidades financieras domésticas. Página 8
  9. 9. Situación España Tercer trimestre 2012El Servicio de Estudiosdel Grupo BBVA 3. Perspectivas de crecimiento de la economía española La recesión se prolongará hasta 2013 A pesar de que se ha avanzado en la solución de los problemas de gobernanza europea, en la reestructuración del sector financiero y en el proceso de consolidación fiscal…, Durante los últimos tres meses, las perspectivas económicas para España se han deteriorado significativamente. Desde mediados de mayo se asiste a un nuevo episodio de recrudecimiento de las tensiones financieras en Europa, en el que se han incrementado tanto el coste como las dificultades de acceso a la financiación externa de la economía española. Dicho episodio ha condicionado las decisiones de política económica tanto en España como en el conjunto del área del euro. En particular, se acordó un paquete de ayuda financiera que sirviera para llevar a cabo la reestructuración definitiva de una parte del sistema financiero español (véase el Recuadro 1). Asimismo, se dio un paso importante para romper el círculo vicioso entre riesgo soberano y bancario, abriendo la puerta a la recapitalización directa de las entidades financieras por parte del Mecanismo Europeo de Estabilidad (MEDE), sujeta a la creación de un supervisor bancario único para Europa2. Finalmente, el Gobierno español aprobó un nuevo paquete de medidas fiscales para realinear la senda de ajuste de las cuentas públicas con los nuevos objetivos acordados con la Unión Europea (véase el Recuadro 2)3. Sin embargo, todo lo anterior no ha logrado disipar las dudas sobre la credibilidad de la hoja de ruta del proyecto europeo, ni sobre la capacidad de la economía española para cumplir con los compromisos adquiridos. Aunque las medidas adoptadas pueden ser suficientes, necesitan tiempo para mostrar resultados. Entre tanto, las tensiones financieras se mantendrán elevadas, lo que unido a la aceleración del ajuste fiscal continuará pesando sobre las perspectivas de crecimiento de la economía española en el corto y medio plazo. … los determinantes de la evolución de la economía española en el corto plazo continúan mostrando un fuerte deterioro A tenor de lo expuesto, se espera que el nuevo periodo recesivo en el que está inmersa la economía española se prolongue hasta el próximo año. En primer lugar, se prevé que durante los próximos meses el acceso a la financiación externa continúe siendo limitado y relativamente más caro de lo que se proyectaba en la edición anterior de Situación España, tanto para el sector público como para el sector privado. En segundo lugar, el recrudecimiento de las tensiones financieras también ha incidido negativamente en las perspectivas de crecimiento en Europa, lo que se traducirá en una demanda exterior más débil de los bienes y servicios producidos en España. En tercer lugar, el anuncio de nuevas medidas fiscales en España y el aumento de la prima de riesgo hasta máximos históricos, intensificarán el impacto negativo que el tono contractivo de la política fiscal puede tener sobre la economía, al limitar los mecanismos de transmisión de la política monetaria o la mejora de la confianza. Lo anterior, a pesar de que las nuevas medidas presupuestarias -más concentradas en la imposición indirecta y en el gasto corriente-, deberían aportar credibilidad al ajuste y minimizar su impacto negativo sobre el crecimiento. Pese a esto, existen algunos factores que continuarán actuando como contrapeso. En lo que respecta a los determinantes externos, la política monetaria (y de liquidez) por parte del Banco Central Europeo (BCE) seguirá siendo proclive a apoyar la demanda agregada y la estabilidad financiera. Esto, unido a los diferenciales de crecimiento entre Europa y el resto del mundo, continuarán presionando a la baja el tipo de cambio del euro, contribuyendo de forma positiva a las ganancias de competitividad de las empresas exportadoras. Por otro lado, a pesar de que las 2: Las condiciones del acuerdo se recogen en el Memorando de Entendimiento firmado el pasado 20 de julio, disponible en: http://www.mineco. gob.es/portal/site/mineco/menuitem.aa5c961c0709f0fe3e85b782026041a0/?vgnextoid=7c9f2f207c415310VgnVCM1000001d04140aRCRD 3: Real Decreto-ley 20/2012, de 13 de julio, de medidas para garantizar la estabilidad presupuestaria y de fomento de la competitividad, disponible en: http://www.boe.es/boe/dias/2012/07/14/pdfs/BOE-A-2012-9364.pdf Página 9
  10. 10. Situación España Tercer trimestre 2012El Servicio de Estudiosdel Grupo BBVA tensiones geopolíticas seguirán siendo un factor de riesgo, los precios del petróleo se han reducido notablemente frente a lo que se esperaba hace tres meses, lo que aportará cierto alivio al sistema productivo español en el corto plazo, habida cuenta de su dependencia energética. En lo que respecta a los condicionantes domésticos, se espera que el programa de pago a proveedores (que moviliza recursos en torno al 2,5% del PIB) continúe teniendo un impacto positivo (aunque temporal) sobre el gasto durante los próximos meses4. Asimismo, la anunciada reducción de las cotizaciones a la seguridad social que paga el empresario, junto con la subida del IVA, conforman una “devaluación fiscal” que incrementará la competitividad de las empresas españolas frente a sus competidores externos. Finalmente, el Gobierno ha anunciado para el segundo semestre del año un ambicioso calendario de reformas estructurales que, junto con la reforma laboral ya aprobada, podrían atenuar la destrucción de empleo y sentar las bases para una recuperación más robusta en el medio plazo. En síntesis, se prevé que la economía española continúe en recesión durante los próximos trimestres y que, en el escenario más probable, se observe una caída del PIB en torno al -1,4% para el conjunto del año 2012. Adicionalmente, bajo las actuales circunstancias, se espera que la recuperación económica se retrase hasta la segunda mitad de 2013, año que previsiblemente se cerrará con una contracción de igual magnitud a la prevista para 2012. No obstante, si bien es cierto que las innovaciones en el escenario anteriormente descritas ya suponen una revisión negativa de las previsiones de crecimiento para 2013, es necesario resaltar que la probabilidad de observar una contracción mayor sigue siendo elevada. La economía española registró un deterioro de la actividad en el 2T12 similar al de los dos trimestres precedentes A falta de conocer los resultados detallados, la estimación avance del PIB publicada por el Instituto Nacional de Estadística (INE) señala que la economía española se habría contraído un -0,4% t/t en el 2T12, encadenando tres trimestres consecutivos de caídas5. De confirmarse esta estimación, la evolución durante ese trimestre se habría situado en línea con las previsiones de BBVA Research (-0,4% t/t). Aunque la cifra publicada fue ligeramente menor que la inferida en las estimaciones en tiempo real (MICA-BBVA -0,3% t/t)6, estas ya alertaban de forma temprana que la tasa de crecimiento para el conjunto del 2T12 volvería a ser negativa (véase el Gráfico 5), y que el deterioro de la actividad continuará durante el trimestre actual (véase el Gráfico 6). Adicionalmente, los indicadores parciales de coyuntura conocidos a la fecha de cierre de este informe apuntan a una corrección a la baja de todos los componentes de la demanda doméstica en el 2T12 y, en consecuencia, de las importaciones, por lo que la composición del crecimiento volvería a estar marcada por el avance de la demanda externa neta y la contribución negativa de la demanda interna (véase el Gráfico 7). 4: Una evaluación de los efectos del plan de pago a proveedores se encuentra en el Recuadro 3 de la revista Situación España correspondiente al segundo trimestre de 2012, disponible en: http://www.bbvaresearch.com/KETD/fbin/mult/1205_Situacionespana_tcm346-326621.pdf?ts=3172012 5: El detalle de la Contabilidad Nacional Trimestral (CNTR) del 2T12 se publicará el próximo 30 de agosto, siendo posible la revisión del dato avance. 6: La discrepancia entre nuestra estimación central y los resultados del modelo MICA-BBVA para este trimestre se deben, al menos en parte, a que este último no contempla el ajuste de las cuentas del sector público en toda su magnitud. Para más detalles sobre el modelo MICA-BBVA, véase Camacho, M. y R. Doménech (2010): “MICA-BBVA: A Factor Model of Economic and Financial Indicators for Short-term GDP Forecasting”, BBVA WP 10/21, disponible en: http://www.bbvaresearch.com/KETD/fbin/mult/WP_1021_tcm348-231736.pdf?ts=2542012 Página 10
  11. 11. Situación España Tercer trimestre 2012El Servicio de Estudiosdel Grupo BBVA Gráfico 5 España: previsiones Gráfico 6 de crecimiento del PIB para 2T12 en el Modelo España: crecimiento observado del PIB y MICA-BBVA según fecha de estimación (% t/t) previsiones del Modelo MICA-BBVA (% t/t) 0,5 0,5 1,0 1,0 0,5 0,5 0,0 0,0 0,0 0,0 -0,5 -0,5 -0,5 -0,5 -1,0 -1,0 -1,0 -1,0 2T09 3T09 4T09 1T10 2T10 3T10 4T10 1T11 2T11 3T11 4T11 1T12 2T12 3T12 3-feb 17-feb 28-feb 1-mar 2-mar 9-mar 16-mar 29-mar 3-abr 4-abr 20-abr 27-abr 4-may 11-may 18-may 25-may 1-jun 8-jun 15-jun 29-jun 6-jul 27-jul IC al 60% IC al 40% IC al 20% IC al 20% IC al 40% IC al 60% Estimación puntual (MICA-BBVA) Estimación puntual Dato avance del INE (30 de julio) Observado (Previsión oficial BBVA-Research para el 3T12) Fuente: BBVA Research a partir de INE Previsión actual: 3 de agosto de 2012 Fuente: BBVA Research a partir de INE Gráfico 7 España: contribuciones al crecimiento trimestral del PIB 2,0 1,0 0,0 -1,0 -2,0 -3,0 mar-08 jun-08 sep-08 dic-08 mar-09 jun-09 sep-09 dic-09 mar-10 jun-10 sep-10 dic-10 mar-11 jun-11 sep-11 dic-11 mar-12 jun-12 (e) Demanda nacional Demanda externa PIB (%t/t) (e): estimación Fuente: BBVA Research a partir de INE Se acelera la caída de la demanda doméstica privada Tras un primer trimestre caracterizado por el estancamiento del consumo privado, los indicadores parciales de demanda, principalmente de bienes duraderos y, en menor medida, de servicios, sugieren que el gasto de los hogares retrocedió entre abril y junio a pesar de la disminución prevista de su tasa de ahorro (véase el Gráfico 8). Así, el indicador sintético de consumo BBVA (ISC-BBVA) y el modelo de indicadores coincidentes de consumo BBVA (MICC-BBVA) apuntan a que el gasto de los hogares se habría contraído en torno a un 1,0% t/t (-1,9% a/a) en el 2T12 (véase el Gráfico 9). Página 11
  12. 12. Situación España Tercer trimestre 2012El Servicio de Estudiosdel Grupo BBVA Gráfico 8 Gráfico 9 España: Renta Bruta Disponible de las Familias España: datos observados y previsiones (RFBD) y tasa de ahorro de los hogares en tiempo real del consumo de los hogares 12 21 1,5 4,5 9 18 1,0 3,0 6 15 0,5 1,5 3 12 0,0 0,0 0 9 -0,5 -1,5 -3 6 -1,0 -3,0 -6 3 -1,5 -4,5 -9 0 -2,0 -6,0 mar-08 jun-08 sep-08 dic-08 mar-09 jun-09 sep-09 dic-09 mar-10 jun-10 sep-10 dic-10 mar-11 jun-11 sep-11 dic-11 mar-12 jun-12(e) -2,5 -7,5 mar-08 jun-08 sep-08 dic-08 mar-09 jun-09 sep-09 dic-09 mar-10 jun-10 sep-10 dic-10 mar-11 jun-11 sep-11 dic-11 mar-12 jun-12(e) RFBD nominal (% a/a) RFBD real (% a/a) Tasa de ahorro (media anual, %, dcha.) Consumo (%t/t, izqda.) Consumo (%a/a, dcha.) MICC-BBVA (%a/a, dcha.) ISC-BBVA (%a/a, dcha.) (e): estimación (e): estimación Fuente: BBVA Research a partir de INE Fuente: BBVA Research a partir de INE Por su parte, la información relativa a la inversión privada sugiere la continuidad de la retracción de sus principales partidas durante el segundo trimestre del año. En lo que respecta a la inversión en equipo y maquinaria, la atonía de la demanda interna, el ajuste fiscal y el repunte de las tensiones financieras en Europa -junto con la incertidumbre asociada, el incremento del coste y de las dificultades de acceso a la financiación- habrían explicado su evolución desfavorable. Así, el indicador sintético de inversión (ISI-BBVA) permite adelantar que esta partida de la demanda se habría vuelto a contraer en torno a un 3,0% t/t (-7,2% a/a) entre abril y junio (véase el Gráfico 10). La inversión en vivienda también habría disminuido, tanto por las razones expuestas anteriormente como, sobre todo, por la continuidad de la corrección de los desequilibrios acumulados y el actual deterioro cíclico de la economía española. Así, sigue sin vislumbrarse una reversión de la tendencia de caída en los datos disponibles: nuestro indicador sintético de la inversión en vivienda (ISCV- BBVA) advierte un ritmo de descenso ligeramente más intenso en el 2T12 que el del trimestre anterior, con una tasa de variación trimestral del -2,6% (-7,2% a/a) (véase el Gráfico 11). Gráfico 10 Gráfico 11 España: datos observados y previsiones en España: datos observados y previsiones tiempo real de la inversión en equipo y maquinaria en tiempo real de la inversión en vivienda 8 16 -1 -3 4 8 0 0 -3 -9 -4 -8 -8 -16 -5 -15 -12 -24 -7 -21 -16 -32 -9 -27 dic-11 jun-11 sep-11 dic-10 jun-10 mar-11 dic-08 dic-09 sep-10 jun-08 jun-09 mar-12 sep-08 mar-10 sep-09 mar-08 mar-09 jun-12(e) mar-08 jun-08 sep-08 dic-08 mar-09 jun-09 sep-09 dic-09 mar-10 jun-10 sep-10 dic-10 mar-11 jun-11 sep-11 dic-11 mar-12 jun-12(e) Inversión en equipo y maquinaria %t/t (izda.) Inversión en vivienda %t/t (izda.) Inversión en equipo y maquinaria %a/a (dcha.) Inversión en vivienda %a/a (dcha) ISI-BBVA %a/a (dcha.) ISCV-BBVA %a/a (dcha.) (e): estimación (e): estimación Fuente: BBVA Research a partir de INE Fuente: BBVA Research a partir de INE Página 12
  13. 13. Situación España Tercer trimestre 2012El Servicio de Estudiosdel Grupo BBVA Los datos de la ejecución presupuestaria anticipan que la mayor parte del ajuste de la demanda pública se llevará a cabo en el segundo semestre del año El déficit del conjunto de administraciones públicas alcanzó el 1,4% del PIB en el 1T12 (véase el Gráfico 12), resultado de los efectos negativos del deterioro económico sobre las cuentas públicas y en especial, sobre los ingresos tributarios. Por niveles de administración, tan sólo la central registró déficit en el primer trimestre del año (-1,9% del PIB), que se vio parcialmente compensado por el ligero superávit alcanzado en el resto de administraciones (equilibrio presupuestario en el caso de las comunidades autónomas), todas ellas favorecidas por los adelantos de transferencias realizados por la administración central. De cara al segundo trimestre, los últimos datos de ejecución presupuestaria del Estado arrojan un déficit acumulado a junio de 2012 del 4,0% del PIB (véase el Gráfico 13). Pese a que se observa cierta moderación en el consumo final del Estado –principalmente, por el recorte en consumos intermedios-, este resultado continúa estando condicionado por el adelanto de las transferencias a otras administraciones públicas –fundamentalmente, comunidades autónomas y seguridad social-, aunque también por la evolución adversa de los ingresos. A la luz de esta información, y a la espera de conocer el desempeño de las comunidades autónomas durante el 2T12, se espera que el consumo público haya continuado cayendo en este segundo trimestre, en línea con la disminución del empleo público mostrada por la Encuesta de Población Activa (EPA) (-5,5% a/a). Dado que una buena parte de las medidas de consolidación fiscal que atañen a las comunidades autónomas se definieron a partir de los planes de reequilibrio presentados en mayo, la mayor parte del ajuste se concentrará en la segunda mitad del ejercicio. Por su parte, el esfuerzo de consolidación fiscal sigue focalizado en el recorte de la inversión, por lo que la construcción no residencial previsiblemente habría seguido contrayéndose con más intensidad que en trimestres anteriores. Gráfico 12 Gráfico 13 España: capacidad (+)/ necesidad (-) España: capacidad (+)/ necesidad (-) de financiación de las AA.PP (% PIB) de financiación del Estado (% PIB) 0 0 -1 -2 -2 -3 -4 -4 -6 -5 -6 -8 -7 -8 -10 -9 -10 -12 ene feb mar abr may jun jul ago sep oct nov dic 1T 2T 3T 4T 2009 2010 2011 2008 2009 2010 2012 Objetivo 2012: -6,3% 2011 2012 Fuente: BBVA Research a partir de INE Fuente: BBVA Research a partir de MINHAP Tras dos trimestres en una dinámica contractiva, el 2T12 augura una suave recuperación de las exportaciones y la continuidad de la contribución positiva del saldo exterior al crecimiento La primera mitad del año 2012 se inició con un primer trimestre caracterizado por una contracción moderada de las exportaciones de bienes y servicios y con una aportación positiva del saldo exterior neto al crecimiento, favorecida por la persistente debilidad de las importaciones. Desde comienzos del 2T12, las exportaciones españolas se enfrentan a los retos ya presentes en 1T12 con una intensidad renovada. La nueva ola de inestabilidad financiera en Europa apunta a una demanda de exportaciones algo más débil de la prevista hace unos meses, aunque en todo caso Página 13
  14. 14. Situación España Tercer trimestre 2012El Servicio de Estudiosdel Grupo BBVA positiva. Igualmente, cabe esperar que los problemas de acceso a la financiación exterior hayan comenzado a incidir negativamente en la oferta exportadora, cuyo dinamismo depende en buena medida del correcto funcionamiento de los mercados de crédito, seguros y derivados financieros. Habida cuenta de los retos, el elemento compensador en el 2T12 se habría encontrado en la presión a la baja sobre el tipo de cambio del euro y su efecto positivo sobre la competitividad-precio de las exportaciones. De esta forma, los datos de exportaciones de bienes provenientes de Aduanas registraron un repunte en mayo tras la debilidad observada a principios del trimestre. Asimismo, el indicador de exportación de bienes y servicios de grandes empresas evidenció avances en el 2T12, especialmente en mayo. Como contrapunto, la cartera de pedidos de exportaciones de la industria mostró un peor desempeño al cerrar el segundo trimestre 5 puntos por debajo del primero. En definitiva, la información disponible apunta a una recuperación de las exportaciones de bienes, que en el 2T12 habrían crecido el 1,1% t/t (3,6% a/a). En la misma línea se habrían comportado las exportaciones de servicios (+2,2% t/t; 1,4% a/a). Así, aunque la temporada del sector turístico en su conjunto muestra más debilidad que en 2011, ello es debido, en su mayor parte, a la precaria situación de la demanda interna. En contraste, el turismo exterior muestra un comportamiento positivo, si bien su contribución al crecimiento está siendo menor que la observada durante el año anterior, en el que las visitas de extranjeros se vieron incentivadas por la “primavera árabe”. Como consecuencia del aumento de los visitantes extranjeros (2,9% a/a en el primer semestre del año), y del ligero incremento del gasto medio por visitante (2,7% a/a en el periodo enero-mayo), el gasto total de los turistas extranjeros creció el 4,6% a/a en el 1S12. Hacia adelante, las perspectivas para la campaña de verano son positivas. De acuerdo con el modelo de indicadores coincidentes del turismo (MICT), elaborado por BBVA y Google7, las pernoctaciones de extranjeros en hoteles españoles se situarían en julio y agosto por encima de las registradas un año atrás (en torno al 1,5% a/a), lo que supondría alcanzar un nuevo récord en la entrada de visitantes (véase el Gráfico 14). A la recuperación moderada de las exportaciones se une la dinámica contractiva en la que continúan instaladas las importaciones. Los indicadores parciales publicados hasta la fecha sugieren un nuevo deterioro de las compras al exterior en el 2T12 (-1,9% t/t; -7,3% a/a), condicionado por la evolución adversa de todos los componentes de la demanda interna, a pesar de la válvula de escape que ha supuesto la reducción de los precios del petróleo. En este punto, merece la pena incidir sobre el lastre que ejerce la dependencia energética sobre el crecimiento económico y las necesidades de financiación externa de la economía española. Como se observa en el Gráfico 15, por cada punto porcentual adicional de crecimiento de la demanda interna más exportaciones, se requieren aproximadamente 1,7pp de importaciones energéticas reales8. En síntesis, los factores arriba mencionados apuntan a una nueva contribución positiva de la demanda externa neta al crecimiento en el 2T12. Gráfico 15 Gráfico 14 España: España: entrada de turistas extranjeros y importaciones energéticas y demanda interna previsiones del Modelo MICT (Google-BBVA) más exportaciones, volumen (3T08-1T12; % a/a) 5,5 15 13 Importaciones energéticas 5,0 10 4,5 8 Millones de turistas 5 4,0 3 3,5 0 3,0 -3 -5 2,5 -8 2,0 -10 -13 1,5 -15 1,0 -18 -20 dic ene feb mar abr may jun jul ago dic ene feb mar abr may jun jul ago dic ene feb mar abr may jun jul ago -10 -8 -5 -3 0 3 5 Demanda interna más exportaciones 2010 2011 2012 Fuente: BBVA Research y Google a partir INE Fuente: BBVA Research a partir de Aduanas e INE 7: Más detalles en: http://www.bbvaresearch.com/KETD/fbin/mult/121116_BBVA-GOOGLE_TURISMO_tcm346-284306.pdf?ts=3172012 8: Además, la segunda mitad de 2008, la economía española ha reducido sus importaciones energéticas reales un -5,1%, cifra inferior a la caída experimentada por la demanda interna más exportaciones, en torno al -6,5%. Página 14

×