LA RADIODIFUSIÓN

Edgar Lorenzo Barayón
Grado en Ciencias de la Actividad Física y
Deporte
1. INTRODUCCIÓN
1.1 La radio
Resulta difícil atribuir la invención de la radio, en su tiempo denominada “telegrafía sin
hi...
2. EVOLUCIÓN
2.1 Descubrimiento de las ondas electromagnéticas
Las bases teóricas de la propagación de ondas electromagnét...
Figura 1. Guillermo Marconi en la época de sus primeros experimentos y su primitivo emisor de chispas a
la izquierda.

La ...
1 por ser la primera.
Sin embargo, y para ser fieles a la historia, las primeras emisiones radiofónicas en
nuestro país co...
Broadcasting (DAB). DAB es un sistema europeo de radio digital estandarizado por el
European Telecommunications Standardis...
página web y, si la tienen, a menudo se limitan a colgar en ellas datos sobre la estación
en cuestión y su programación, i...
continentes, países y habitantes de cada uno de éstos siguen prevaleciendo debido a la
falta de recursos para situar en el...
Cuando necesitas compañía la radio también está ahí, la puedo poner en el trabajo un
poquito a escondidas, a un volumen ca...
Upcoming SlideShare
Loading in …5
×

Trabajo Radiodifusión

602 views

Published on

Trabajo sobre la evolución de la radiodifusión, desde su invención hasta la actualidad.

Published in: Technology
0 Comments
0 Likes
Statistics
Notes
  • Be the first to comment

  • Be the first to like this

No Downloads
Views
Total views
602
On SlideShare
0
From Embeds
0
Number of Embeds
2
Actions
Shares
0
Downloads
10
Comments
0
Likes
0
Embeds 0
No embeds

No notes for slide

Trabajo Radiodifusión

  1. 1. LA RADIODIFUSIÓN Edgar Lorenzo Barayón Grado en Ciencias de la Actividad Física y Deporte
  2. 2. 1. INTRODUCCIÓN 1.1 La radio Resulta difícil atribuir la invención de la radio, en su tiempo denominada “telegrafía sin hilos”, a una única persona. En diferentes países se reconoce la paternidad en clave local: Alexander Popov hizo sus primeras demostraciones en San Petersburgo, Rusia; Nikola Tesla en San Luis, Misuri, Estados Unidos y Guglielmo Marconi fue quien primero puso en práctica y comercializó el invento desde el Reino Unido. El francés Branly, en 1890, construyó su primitivo choesor (cohesor), que permitía comprobar la presencia de ondas radiadas, es decir de detectarlas, y que sería utilizado por todos los investigadores que entonces querían la comunicación sin hilos (sin cables). Con el aparato de Branly podían captarse las ondas hertzianas a distancias mucho más considerables que con el resonador de Hertz, pero, de todos modos, no podían obtenerse todavía aplicaciones prácticas. El ruso Popov (1859-1905) encontró el mejor sistema para radiar (enviar) y captar las ondas: la antena, constituida por hilo metálico. El oscilador de Hertz, el detector de Branly y la antena de Popov eran, pues, los tres elementos indispensables para establecer un sistema de radiocomunicación. En 1897, el inglés O.J. Lodge inventó el sistema de sintonía, que permite utilizar el mismo receptor para recibir diferentes emisiones. De esta manera se dieron los primeros pasos en la construcción de la radio que hoy en día conocemos. 1.2 Motivación para su elección La radio es un medio de difusión masivo que llega al oyente de forma personal, es el medio de mayor alcance, ya que llega a todas las clases sociales. Establece un contacto más personal, porque ofrece al oyente cierto grado de participación en el acontecimiento o noticia que se está transmitiendo. Es un medio selectivo y flexible. En relación con otros medios de comunicación, la radio genera una situación comunicativa muy particular, en la que emisor y receptor se ven sin ser vistos, en la que se perciben espacios sin ser percibidos, en la que, sobre la nada, se dibujan mares, ríos, montañas, animales, rostros, sonrisas, tristezas,... La radio, como muchas veces se ha dicho, es un medio ciego, pero también es, al mismo tiempo, un mundo a todo color. La radio es todo eso porque, en aquel que la escucha, genera constantemente imágenes mentales que, a diferencia de esas otras imágenes que ofrecen el cine, la televisión, la prensa, la fotografía o los videojuegos, por citar algunos ejemplos, no están limitadas por espacios, ni por pantallas, ni por colores, ni por sonidos.
  3. 3. 2. EVOLUCIÓN 2.1 Descubrimiento de las ondas electromagnéticas Las bases teóricas de la propagación de ondas electromagnéticas fueron descritas por primera vez por James Clerk Maxwell en un documento dirigido a la Royal Society titulado “Una teoría dinámica del campo electromagnético”, el cual describía su trabajo entre los años 1861 y 1865. Heinrich Rudolf Hertz, entre 1886 y 1888, fue el primero en validar experimentalmente la teoría de Maxwell, demostrando que la radiación de radio tenía todas las propiedades de las ondas y descubriendo que las ecuaciones electromagnéticas podían ser reformuladas en una ecuación diferencial parcial denominada ecuación de onda. Hertz dio un paso de gigante al afirmar que las ondas se propagaban a una velocidad electromagnética similar a la velocidad de la luz, y ponía así las bases para el envío de las primeras señales. Estos científicos pusieron la base técnica para que la radio saliera adelante, ya que la propagación de las ondas electromagnéticas fue esencial para desarrollar el que posteriormente se ha convertido en uno de los grandes medios de comunicación de masas. 2.2 La radio Resulta difícil atribuir la invención de la radio, en su tiempo denominada “telegrafía sin hilos”, a una única persona. En diferentes países se reconoce la paternidad en clave local: Alexander Popov hizo sus primeras demostraciones en San Petersburgo, Rusia; Nikola Tesla en San Luis, Misuri, Estados Unidos y Guglielmo Marconi fue quien primero puso en práctica y comercializó el invento desde el Reino Unido. El francés Branly, en 1890, construyó su primitivo choesor (cohesor), que permitía comprobar la presencia de ondas radiadas, es decir de detectarlas, y que sería utilizado por todos los investigadores que entonces querían la comunicación sin hilos (sin cables). Con el aparato de Branly podían captarse las ondas hertzianas a distancias mucho más considerables que con el resonador de Hertz, pero, de todos modos, no podían obtenerse todavía aplicaciones prácticas. El ruso Popov (1859-1905) encontró el mejor sistema para radiar (enviar) y captar las ondas: la antena, constituida por hilo metálico. De este modo nació la primera antena, llamada así porque, para sostener el hilo metálico ideado por Popov, debía emplearse un soporte de aspecto parecido a los mástiles o antenas de los buques. El oscilador de Hertz, el detector de Branly y la antena de Popov eran, pues, los tres elementos indispensables para establecer un sistema de radiocomunicación, pero era necesario también constituir un conjunto que pudiese funcionar con seguridad para tener aplicaciones comerciales. Nadie había podido conseguirlo, hasta que en 1895 Marconi realizó experimentos definitivos que le proporcionaron el título de inventor de la radiocomunicación. Empleando un alambre vertical o "antena" en vez de anillos cortados y empleando un "detector" o aparato que permitía descubrir señales muy débiles, pronto logró establecer comunicación hasta distancias de 2400 m. Paulatinamente fue aumentando el alcance de sus transmisiones, hasta que en 1896 solicitó y obtuvo la primera patente de un sistema de telegrafía inalámbrica.
  4. 4. Figura 1. Guillermo Marconi en la época de sus primeros experimentos y su primitivo emisor de chispas a la izquierda. La longitud de onda utilizada estaba situada por encima de 200 metros, lo que obligaba a utilizar antenas de colosales dimensiones. El receptor basaba su funcionamiento en el denominado cohesor. Brandley y Lodge fueron dos de sus principales perfeccionadores. En esencia, el cohesor estaba constituido por un tubo de vidrio, lleno de limaduras de hierro, el cual en presencia de una señal de alta frecuencia, procedente de la antena, se volvía conductor y permitía el paso de una corriente que accionaba un timbre. Cuando desaparecía la corriente el cohesor seguía conduciendo, por lo que debía dársele un golpe para que se desactivara. Estos detalles dan una idea de las dificultades con que se encontraban los investigadores de aquel entonces. En 1897, el inglés O.J. Lodge inventó el sistema de sintonía, que permite utilizar el mismo receptor para recibir diferentes emisiones. De esta manera se dieron los primeros pasos en la construcción de la radio que hoy en día conocemos. 2.3 Los inicios de la radiodifusión. La radio, o más concretamente la radiodifusión (servicio de radiocomunicación cuyas emisiones se destinan a ser recibidas directamente por el público en general), se inicia con las emisiones regulares en Pitsburg, de la estación KDKA en 1920. En Europa la BBC emitió su primer programa no experimental en noviembre de 1922. En España, la primera emisora fue Radio Barcelona, inaugurada en el 24 de Octubre de 1924. Las primeras antenas de radiodifusión eran muy similares a las utilizadas para las comunicaciones punto a punto, pero pronto evolucionaron hacia el radiador de media onda, que ofrecía la ventaja de la cobertura omnidireccional. Los receptores superheterodinos, inventados pro Edwin H. Armstrong, fueron posibles gracias a los tubos electrónicos. Los receptores utilizaban como antenas la red eléctrica y como masa las cañerías de agua, pero pronto evolucionaron hacia las antenas en forma de T y piquetas de masa. 2.4 La primera emisora española. La estación pionera fue EAJ-1 Radio Barcelona, llamada la emisora decana de la radio española por ser, precisamente, la más antigua. La nomenclatura EAJ-1 hace referencia a los códigos de los radioaficionados, auténticos artífices del nacimiento de la radio. E por España. AJ porque designa a las estaciones de Telegrafía sin Hilos
  5. 5. 1 por ser la primera. Sin embargo, y para ser fieles a la historia, las primeras emisiones radiofónicas en nuestro país corrieron a cargo de Radio Ibérica de Madrid, a finales de 1923 y principios de 1924, pero, debido a sus importantes irregularidades en lo que a continuidad temporal se refiere, los analistas del medio prefieren situar el nacimiento de la radio en otro momento. Figura2. Radio de galena 2.5 La radio de nuestros días En España, las cadenas radiofónicas con más peso específico en función de su número de oyentes son: la Ser (Sociedad Española de Radiodifusión), Onda Cero, RNE (Radio Nacional de España) y la COPE (Cadena de Ondas Populares Españolas). Esto no quiere decir que no haya más, todo lo contrario, sino que las que acabamos de citar obtienen los mayores índices de audiencia. De ellas, tan sólo RNE es de titularidad pública, mientras que el resto son privadas. Esto quiere decir que la financiación de RNE depende enteramente de los Presupuestos Generales del Estado y el Gobierno es el responsable de su funcionamiento, control y gestión. Cobertura territorial La cobertura territorial de las radios no es un hecho casual, sino que está estrechamente ligada a la estructuración político-administrativa del Estado, además de factores sociales y culturales. De esta forma, en nuestro sistema radiodifusor coexisten: Emisoras estatales, que cubren todo el territorio gracias a las diferentes estaciones que posee cada cadena, o aquellas a las que se encuentra asociada. Emisoras autonómicas, que emiten exclusivamente para su comunidad (aunque no todas las autonomías cuentan con este tipo de operadores). Emisoras locales (entre las que se encuentran las municipales, las locales de titularidad privada, las libres, las asociativas, las escolares, etc.), que radian en diferentes ciudades, pueblos o villas. 2.6 La radio digital En julio de 1999 se aprobó el Plan Técnico Nacional de la Radiodifusión Sonora Digital Terrenal, que sentaría las bases para la incorporación en nuestro país del Digital Audio
  6. 6. Broadcasting (DAB). DAB es un sistema europeo de radio digital estandarizado por el European Telecommunications Standardisation Institute (ETSI) que, entre otras cosas, supone la eliminación total de posibles interferencias, así como la recepción sin ecos. Además, el DAB, permite la multiplicación de canales de emisión y la incorporación de servicios multimedia, tales como información electrónica en una pantalla sobre la programación, el tiempo, el tráfico, etc..., e incluso imágenes en movimiento que, aunque no sean comparables a la calidad de la televisión digital, pueden resultar de utilidad para algunos tipos de aplicaciones. Estos servicios añadidos conforman los denominados PAD (datos asociados al programa, información sobre la emisora y la emisión, etc...) y los N-PAD (datos que nada tienen que ver con la emisora ni con los programas, sino que se trata de una serie de informaciones diversas como agenda de espectáculos, previsión meteorológica, servicios de urgencia, etc.), que podrán ser trasmitidas mediante un canal independiente. Hoy por hoy, la tecnología digital se ciñe mayoritariamente a la trasmisión de contenidos. De hecho, casi todas las estaciones disponen de estudios completamente digitalizados y automatizados, lo que permite que los productos radiofónicos se puedan elaborar con más comodidad y rapidez. Además las emisoras no han dudado en incorporar otras tecnologías, como por ejemplo el denominado Radio Data System (RDS). Este es un sistema que posibilita la trasmisión de una señal digital imperceptible para el oído, y que, aprovechando el ancho de banda que ofrece la Frecuencia Modulada (FM), brinda al oyente la posibilidad de visualizar en una pequeña pantalla (display) el nombre de la emisora que está escuchando, así como algunos mensajes de texto. Además de estas pequeñas ventajas, el RDS permite otras cosas, como viajar oyendo el mismo programa aunque cambie la frecuencia. Figura 3. Esquema del sistema de radio digital 2.7 La radio en Internet Sin duda, la Red ha supuesto un cambio significativo en el modo de trasmisión de este medio, y ha propiciado, incluso, el nacimiento de estaciones que emiten exclusivamente a través de ella (WorldWide Radio, Radiocable, RadioInternet, o Radio.ya, entre otras muchas). No obstante, la presencia en Internet del medio radiofónico es bastante desigual. Así, por ejemplo, por lo que se refiere a las estaciones locales, son pocas las que disponen de
  7. 7. página web y, si la tienen, a menudo se limitan a colgar en ellas datos sobre la estación en cuestión y su programación, informar al internauta acerca de la localidad desde donde emiten, la agenda cultural, actividades diversas, ... Otras cadenas dedican más recursos a su website y, además de posibilitar la escucha en directo de sus programas, ofrecen otros servicios adicionales, como la denominada radio a la carta, mediante la que puedes escoger los contenidos que quieres escuchar, en el orden que desees y a la hora que más te apetezca. Además, algunas emisoras incorporan los chats, así como materiales informativos complementarios acompañados de imágenes fijas y/o en movimiento. Las primeras experiencias que las estaciones de radio hacen en Internet consisten, precisamente, en aprovechar las ventajas de la estructura del hipertexto para incluir en sus sitios web información relativa a aspectos tan diversos como su programación, sus frecuencias de emisión, sus profesionales, sus instalaciones, sus índices de audiencia o sus tarifas publicitarias. La capacidad de integración multimedia (audio, imagen, texto...) que caracteriza a Internet da a las estaciones radiofónicas la oportunidad de que puedan crear archivos sonoros en los que guardar su programación. Así, el oyente podrá recuperar la emisión que no haya podido seguir en directo. Se habla de Radio a la carta aunque en realidad también se denomina Radio bajo demanda. De todos modos hemos de ser conscientes de que, si bien esta ventaja facilita el acceso a determinados contenidos, éstos no estarán en la Red de manera indefinida, por lo que las limitaciones temporales son menores que en la radio tradicional, pero no dejan de ser limitaciones. Aunque existen fonotecas con documentos sonoros históricos, cuentos populares, etc. 3. INFLUENCIA EN LA SOCIEDAD Antes de que llegaran los medios de comunicación, la sociedad se intercambiaba información por vía oral dentro del espacio de convivencia cotidiana o en las salidas a otras zonas o países. Las peregrinaciones, las guerras, y demás vías de circulación han sido los instrumentos de desarrollo. La palabra oral es capaz de introducir en la sociedad una gran precisión, pero también un valor añadido según la voz e idioma de cada uno de los usuarios o participantes en la Sociedad de la Información. La radio es continuadora de la cultura oral histórica, de las narraciones populares que iban de boca en boca de unas generaciones a otras. La palabra oral incorpora las connotaciones culturales y sociales específicas de cada idioma y ofrece los matices de las emociones humanas a través de las fonéticas individualizadas. Hablamos de Sociedad de la Información, pero nunca se habló de sociedad de la radio ni siquiera en los momentos de su mayor auge, en sus tiempos dorados. Parece que no abarcaba toda la sociedad. Es más, dentro de la concepción actual de la Sociedad de la Información tampoco se incluye como si la radio tuviera un funcionamiento aislado, solitario. La radio, a pesar de su implantación social en todos los países y a pesar de la información que vehicula, no suele considerársela apenas en la acepción de Sociedad de la Información. La radio ha adquirido una enorme complejidad en la actualidad. La reducción del espectro radioeléctrico para la difusión de la radio está quedando superada por la presencia de satélites y de Internet, pero las distancias tecnológicas y económicas entre
  8. 8. continentes, países y habitantes de cada uno de éstos siguen prevaleciendo debido a la falta de recursos para situar en el espacio satélites propios o por carecer de redes que permitan incorporar Internet. A pesar de esta ampliación del acceso, la radio se sigue escuchando mediante las ondas hertzianas cuando se camina, se viaja en coche, en el trabajo o en la casa mientras se hace algo. Por tanto, la polémica sobre la distribución de las frecuencias sigue teniendo un enorme peso en el ámbito internacional y en el nacional. Ya no puede analizarse en el sentido tradicional más estricto como un medio de transmisión por ondas hertzianas. Es un sistema tecnológico persistente en la actualidad y que ha definido la radio durante mucho tiempo. Sin embargo, en la actualidad hay que ampliar su campo a lo digital. Nace la radio digital que entronca con la convergencia digital de todos los medios y de todas las informaciones. Todo se basa en el lenguaje de 0 y 1 en la codificación y descodificación tecnológica, pero a la hora de producir o recibir las señales físicas hay que convertirlas en algo perceptible para el ser humano, en este caso, en sonidos. Aunque se modifique la tecnología, sin embargo, persiste la especificidad del sonido para definir la radio. Lo digital amplía la radio a otros derroteros de contenidos y de servicios que incrementan las opciones existentes con anterioridad. Ha emergido la radio por cable, explotada en España con la marca Hilo Musical, y además la radio en el conjunto de las plataformas de comunicaciones organizadas por demarcaciones, por localidades o por cualquier otra configuración que cada país haya determinado. Lo importante en este caso es la incorporación de la radio con gran calidad a las ofertas generales del cable junto a la televisión, la telefonía fija e Internet. Se incrementan los canales de audio y los diversos estilos musicales y demás opciones de transmisión de sonidos. Se ha desarrollado también la radio por satélite a través de antenas colectivas y directamente a cada hogar. Ambos sistemas propician, asimismo, desarrollos de las plataformas de comunicaciones dentro de las cuales existe una oferta amplia de audio referido a los diversos estilos musicales y de redifusión de emisoras de radio de cada país o de radios internacionales5. Es una integración de la radio en el conjunto de las nuevas redes de comunicaciones. La radio por satélite directamente a los radiorreceptores introduce una faceta trascendental ya que, además de mejorar la calidad técnica en la recepción, multiplica la capacidad de canales y, sobre todo, de nuevos servicios sonoros combinados a veces con escritos y pequeños gráficos que supera las debilidades de coberturas de las ondas hertzianas y alcanza las dimensiones de las coberturas de los satélites que cada vez se hacen más universales. Por esta vía se llega también a la radio global propia de la Sociedad de la Información. 4. EXPERIENCIA PERSONAL La radio forma parte de todos los días de mi vida. Es lo primero que oigo al despertarme y es quien me dice la última palabra antes de acostarme. No la utilizo como una herramienta de trabajo como pudiera ser un ordenador último modelo, o una tablet o los casi obligatorios e indispensables teléfonos de última generación. La utilizo como una afición, cuando quiero distraerme y desconectar busco una emisora musical que me ofrezca sus canciones sin ninguna preferencia personal, sin un tipo de música concreto, sin importar estilos ni épocas ni idiomas…..
  9. 9. Cuando necesitas compañía la radio también está ahí, la puedo poner en el trabajo un poquito a escondidas, a un volumen casi inapreciable, pero sintiendo las voces de los que están al otro lado y sabiendo que estás acompañado por esas personas que aunque invisibles, están “dentro” de ese pequeño aparatito llamado radio, con ese nombre tan sencillo. Y por supuesto cuando voy en el coche, es casi la principal compañía, puedo ir solo o acompañado, pero con la radio siempre hay un pequeño momento en el que se hace el silencio en las conversaciones y todos se quedan pendientes de lo que está saliendo por los altavoces, es como una especie de magia que hace que todos a la vez nos callemos y simplemente escuchemos. Música, tertulias, noticias, humor….. todo eso y mucho más es lo que encuentro cuando enciendo la radio, es por eso que siempre intento buscar un momento a lo largo del día para pasarlo con ella. Aunque no sea una de esas últimas tecnologías de moda y último modelo 4.0. 5. REFERENCIA Y FUENTES Historia radiodifusiva mundial. "El universo eléctrico" David Bodanis Editorial Planeta S.A 2001. http://www.cienciafacil.com/paghistoriaradio.html http://recursos.cnice.mec.es/media/radio/bloque1/index.html http://www.portalmundos.com/mundoradio/historia/historia.htm http://recursos.cnice.mec.es/media/radio/bloque1/index.html Bases reglamentarias para el DAB en España. http://www.rtve.es/dab/huerta.htm http://www.rtve.es/dab/nlegales.html Panorama actual de la radio digital. Noticias. http://www.coit.es/publicac/publbit/bit131/cafe.htm http://www.laflecha.net/canales/comunicacion/noticias/200603161/ http://www.mediabriefing.com/actualidad.asp?idarticulos=1398 Evolución de receptores de radio. http://www.coit.es/foro/pub/ficheros/hitos_en_la_historia_e_la_radio_y_la_tv._ mundo_electronico_julio_1999._n_300_64a1beb2.pdf http://members.aol.com/djadamson/arp.html Radiodifusión en la actualidad, emisión, propagación y recepción. http://es.wikipedia.org http://espanol.geocities.com/elradioaficionado/antenas/propagacion01.htm

×