9no seminario internacional asociacion peruana de porcicu

1,097 views

Published on

Ingeniería Pecuaria - Porcina

Published in: Education
0 Comments
0 Likes
Statistics
Notes
  • Be the first to comment

  • Be the first to like this

No Downloads
Views
Total views
1,097
On SlideShare
0
From Embeds
0
Number of Embeds
2
Actions
Shares
0
Downloads
11
Comments
0
Likes
0
Embeds 0
No embeds

No notes for slide

9no seminario internacional asociacion peruana de porcicu

  1. 1. 9° SEMINARIO INTERNACIONAL DE PORCICULTURA Organiza ASOCIACION PERUANA DE PORCICULTORES Consejo Directivo Presidente Jorge Martínez Schmiel Vicepresidente Luis Felipe Noriega C. Secretario Fabián Peetz Vigil Tesorero César Macera Cáceres Directores Carmen Alvarez Sacio Félix Bergelund Werner Carlos Camacho Saravia Juan Kalinowski Echegaray Gustavo Robinson Gazzo Eduardo Nestorivic Razzeto Javier Valera Díaz Comité Organizador Presidente Juan Kalinowski Echegaray Coord. Gral. Ana María Trelles Ponce Miembros Jorge Martínez Schmiel Carmen Alvarez Sacio Gustavo Robinson Gazzo Felipe Noriega Cooper Gerente Institucional Ing. Ana María Trelles Ponce Secretaría A.P.P. Sra. Rosario Cózar de Balarezo Colaboradores Ing. Claudia Luna Victoria Ing. Gustavo Vivanco Dr. Marlon Torres A. Dra. Sonia Calle de Camacho Ing. Zoísmo Quispe Huerta
  2. 2. AGRADECIMIENTO La Asociación Peruana de Porcicultores agradece el apoyo y colaboración de las empresas patrocinadoras y auspiciadotas que han permitido la realización de este Noveno Seminario Internacional de Porcicultura. EMPRESAS PATROCINADORAS Alltechnology Perú Atahuampa PIC Asociación Americana de Soya / USB Bang S.A. Contilatin del Perú S.A. Inversiones Avimetal JPJ Traders / Formil Vet Ministerio de Agricultura Montana / Danisco Novartis Biosciences Perú San Fernando S.A. SENASA Perú EMPRESAS AUSPICIADORAS Agropecuaria Esmeralda Agrovet S.A. B & D Enterprises / Ourofino Innova Andina Internacional Commerce Company – ICC Intervet Inversiones Veterinarias - INVETSA Pechisa Pisapig´s
  3. 3. PRESENTACION Considerando la necesaria actualización del productor porcino, cuyo objetivo es el de alcanzar una optimización de su actividad, la ASOCIACION PERUANA DE PORCICULTORES presenta el 9° Seminario Internacional de Porcicultura. Esta importante jornada de conferencias contará en esta oportunidad, al igual en eventos anteriores, con la participación de reconocidos expertos Internacionales. El temario incluye recientes avances en diferentes tópicos de la porcicultura moderna, mostrando las tendencias de nuestro sector dentro del marco de la Globalización del Mercado. Este CD resume las ponencias presentadas por los expertos invitados, y no dudamos que constituirá una fuente de consulta permanente.
  4. 4. Líderes en bioseguridad The miracles of scienceTM DuPont Animal Health Solutions Bioseguridad en manos seguras La sinergia combinada de DuPont y el liderazgo y experiencia de las compañías líderes de bioseguridad Antec International TM y Biosentry® , han creado DuPont Animal Health Solutions. Una nueva organización dedicada a proporcionar soluciones en Bioseguridad por todo el mundo basado en asistencia y soporte técnico permanente. DuPont Animal Health Solutions proveerá programas de primer nivel respaldados por un servicio total de Bioseguridad que se ajusta a los principios HACCP, y es personalizado de acuerdo a las necesidades y realidades del productor. @ ® and TM indicate trademarks or registered trademarks of DuPont or its affiliates ANTEC® BIOSENTRY® To learn more visit our website www.ahs.dupont.com DuPont Animal Health Solutions International Commerce Company SAC Jr. Grimaldo del Solar 460, Lima 18 - Perú Teléfonos: 447.5348 447.0597 Fax: 447.0445
  5. 5. ASOCIACION PERUANA DE PORCICULTORES 9º SEMINARIO INTERNACIONAL DE PORCICULTURA Estatus Sanitario de la Fiebre Aftosa y la Peste Porcina Clásica en el Perú Dr. William Valderrama B.
  6. 6. MINISTERIO DE AGRICULTURAMINISTERIO DE AGRICULTURA –– SENASA/PRONAFA PERUSENASA/PRONAFA PERU Estatus sanitario de la Fiebre Aftosa y la Peste Porcina Clásica en el Perú Junio, 2005 MV William Valderrama BazánMV William Valderrama Bazán Director del Programa Nacional de Fiebre Aftosa SENASA PERU
  7. 7. MINISTERIO DE AGRICULTURAMINISTERIO DE AGRICULTURA –– SENASA/PRONAFA PERUSENASA/PRONAFA PERU Temática • Organización del SENASA • Situación actual de la Fiebre Aftosa en el Perú • Muestreo sero-epidemiológico para demostrar la ausencia de actividad viral en el Perú y obtener el reconocimiento de la zona libre sin vacunación. • Situación de la Peste Porcina Clásica en Perú • Conclusiones
  8. 8. MINISTERIO DE AGRICULTURAMINISTERIO DE AGRICULTURA –– SENASA/PRONAFA PERUSENASA/PRONAFA PERU Organización
  9. 9. Organigrama del SENASA 2005 Estructura Orgánica CONSEJ O DIRECTIVO J EFATURA NACIONAL Alta Dirección Órganos Consultivos Órgano de Control Órganos de Línea SUB DIRECCIÓN DE CUARENTENA VEGETAL SECRETARÍA TÉCNICA Órganos de Asesoramient Órganos de Apoyo OFICINA DE CONTROL INSTITUCIONAL DIRECCIÓN DE SANIDAD VEGETAL DIRECCIÓN DE SANIDAD ANIMAL DIRECCIÓN DE INSUMOS AGROP ECUARIOS E INOCUIDAD AGROALIMENTARIA DIRECCIONES EJ ECUTIVAS OFICINA DE P LANIFICACIÓN Y DESARROLLO INSTITUCIONAL SUB DIRECCIÓN DE ANÁLISIS DE RIESGO Y VIGILANCIA FITOSANITARIA SUB DIRECCIÓN DE MOSCAS DE LA FRUTA Y PROYECTOS FITOSANITARIOS ÓRGANOS CONSULTIVOS SUB DIRECCIÓN DE CUARENTENA ANIMAL SUB DIRECCIÓN DE ANÁLISIS DE RIESGO Y VIGILANCIA EPIDEMIOLÓGICA SUB DIRECCIÓN DE CONTROLY ERRADICACIÓN DE ENFERMEDADES SUB DIRECCIÓN DE SEMILLAS Y VIVEROS SUB DIRECCIÓN DE INSUMOS AGRÍCOLAS SUB DIRECCIÓN DE INSUMOS PECUARIOS SUB DIRECCIÓN DE CONTROL BIOLÓGICO SUB DIRECCIÓN DE PRODUCCIÓN ORGÁNICA SUB DIRECCIÓN DE INOCUIDAD AGROALIMENTARIA UNIDAD DE PLANEAMIENTO Y PRESUPUESTO UNIDAD DE ESTUDIOS Y COOPERACIÓN UNIDAD DE GESTIÓN DE LA CALIDAD Y AUTORIZACIONES UNIDAD DE INFORMÁTICA Y ESTADÍSTICA OFICINA DE ADMINISTRACIÓN OFICINA DE CENTROS DE DIAGNÓSTICO Y P RODUCCIÓN UNIDAD DE CONTABILIDAD UNIDAD DE GESTIÓN DE RECURSOS HUMANOS UNIDAD DE LOGÍSTICA UNIDAD DE EJECUTORÍA COACTIVA UNIDAD DELCENTRO DE CONTROLDE INSUMOS Y RESIDUOS TÓXICOS UNIDAD DE LOS CENTROS DE PRODUCCIÓN DE MOSCAS DE LA FRUTA UNIDAD DELCENTRO DE DIAGNÓSTICO DE SANIDAD ANIMAL UNIDAD DELCENTRO DE DIAGNÓSTICO DE SANIDAD VEGETAL ÁREADES ANIDAD VEGETAL ÁREADEGES TIÓN P UES TOS DE ÁREADES ANIDAD ANIMAL ÁREADEINS UMOS AGROP ECUARIOS E INOCUIDAD OFICINA DE ASESORÍA J URÍDICA
  10. 10. MINISTERIO DE AGRICULTURAMINISTERIO DE AGRICULTURA –– SENASA/PRONAFA PERUSENASA/PRONAFA PERU Distribución Geográfica de las Direcciones Ejecutivas del SENASA a nivel nacional LORETO TUMBES PIURA LAMBAYEQUE AMAZONAS SANMARTIN CAJAMARCA LA LIBERTAD ANCASH HUANUCO UCAYALIPASCO LIMA JUNIN HUANCA- VELICAº ICA MDE. DE DIOS PUNO TACNA CUSCO MOQUEGUA AREQUIPA AYACUCHO APURIMAC LORETO TUMBES PIURA LAMBAYEQUE AMAZONAS SANMARTIN CAJAMARCA LA LIBERTAD ANCASH HUANUCO UCAYALIPASCO LIMA JUNIN HUANCA- VELICAº ICA MDE. DE DIOS PUNO TACNA CUSCO MOQUEGUA AREQUIPA AYACUCHO APURIMAC El SENASA está organizado en 25 Direcciones Ejecutivas. Las cuales están localizadas a nivel regional y local. Estas cuentan con dos unidades operativas: La Coordinación de Sanidad Animal y Sanidad Vegetal. Las Driecciones Ejecutivas son las responsables de representar legalmente a la institución, ejecutando planes regionales y locales, las políticas sanitarias de la institución. BOLIVIABOLIVIA COLOMBIACOLOMBIA BRASILBRASIL CHILECHILE ECUADORECUADOR OCEANO OCEANOPACIFICO PACIFICO
  11. 11. MINISTERIO DE AGRICULTURAMINISTERIO DE AGRICULTURA –– SENASA/PRONAFA PERUSENASA/PRONAFA PERU Sector Privado y estatal 1. Comités Locales de Sanidad Animal – CLSA. 2. Médicos Veterinarios y técnicos de práctica privada. 3. Fondos de Fomento de Ganadería Lechera – FONGAL 4. Centros de acopio de ganado. 5. Consejo Nacional de Camélidos Sudamericanos – CONACS 6. Médicos Veterinarios de Facultades de med. Vet de universidades. 7. Colegios Médico Veterinario, certifican el estado de habilidad de los agremiados para el desarrollo de sus funciones. 8. Centros de Beneficio a nivel nacional (Mataderos). 9. Laboratorios privados de diagnóstico veterinario. 10. Asociación Peruana de Porcicultores 11. Asociación de Apoyo a la Producción Caprina del Perú – PROCABRA 12. Zoocriaderos. 13. Ministerio de Salud El SENASA, para el control de la Fiebre Aftosa y otras enfermedades, tiene como soporte a entidades del sector privado y estatal, así como a otras instituciones dierecta o indirectamente vinculadas a la sanidad animal, como es el caso de las siguientes instituciones:
  12. 12. MINISTERIO DE AGRICULTURAMINISTERIO DE AGRICULTURA –– SENASA/PRONAFA PERUSENASA/PRONAFA PERU Nivel Central Está representado por la Dirección General de Sanidad Animal y el Programa Nacional de Fiebre Aftosa, ambos encargados de diseñar las estrategias para la prevención y erradicación (de ser el caso), de la fiebre aftosa en el país. Nivel Regional Nivel eminentemente ejecutor de las políticas sanitarias establecidas por el programa, se cuenta con 25 Direcciones Ejecutivas y cada una de estas cuenta con un Coordinador de Sanidad Animal, los cuales poseen a su cargo veterinarios y técnicos de campo. Nivel Local A este nivel el SENASA cuenta con unidades de apoyo, llamadas unidades locales. Toda la información sanitaria es proporcionada por los especialistas en sanidad animal, a través de sus visitas de campo a las diferentes unidades productivas, las cuales forman parte del sistema de vigilancia. Estructura del SENASA
  13. 13. MINISTERIO DE AGRICULTURAMINISTERIO DE AGRICULTURA –– SENASA/PRONAFA PERUSENASA/PRONAFA PERU Número de Unidades Locales en cada una de las Direcciones Ejecutivas del SENASA (96 UL) 2 1 2 5 5 4 Unidades Locales APURÍMAC HUANCAVELICA MADRE DE DIOS AREQUIPA CUSCO VRAE TACNA ICA 2 4 8 4 LIMA MOQUEGUA 2 1 UCAYALI ANCASH AYACUCHO PUNO 4 0 6 3 LAMBAYEQUE JUNÍN 4 5 1 6 TUMBES LA ALIBERTAD AMAZONAS JAÉN PIURA 0 6 2 CHOTA LORETO HUÁNUCO SAN MARTÍN CAJAMARCA 5 1 30 PASCO 6 ANDAHUAYLAS2 1 2 5 5 4 Unidades Locales APURÍMAC HUANCAVELICA MADRE DE DIOS AREQUIPA CUSCO VRAE TACNA ICA 2 4 8 4 LIMA MOQUEGUA 2 1 UCAYALI ANCASH AYACUCHO PUNO 4 0 6 3 LAMBAYEQUE JUNÍN 4 5 1 6 TUMBES LA ALIBERTAD AMAZONAS JAÉN PIURA 0 6 2 CHOTA LORETO HUÁNUCO SAN MARTÍN CAJAMARCA 5 1 30 PASCO 6 ANDAHUAYLAS Distribución Geográfica de las Unidades Locales BOLIVIABOLIVIA COLOMBIACOLOMBIA BRASILBRASIL CHILECHILE ECUADORECUADOR OCEANO OCEANOPACIFICO PACIFICO
  14. 14. MINISTERIO DE AGRICULTURAMINISTERIO DE AGRICULTURA –– SENASA/PRONAFA PERUSENASA/PRONAFA PERU Acciones del SENASA a nivel del sector privado A nivel nacional El SENASA promueve la creación de Comités Locales de Sanidad Animal (CLSA) y el reconocimiento de Líderes Comunales. A Diciembre de 2004 se tiene 223 CLSA y 226 líderes en todo el territorio nacional. Los CLSA, están constituidos por: • Un representante de los productores. • Un asesor técnico en sanidad animal (capacitado por SENASA) • Autoridades políticas locales (también el MINSA, Educación)
  15. 15. MINISTERIO DE AGRICULTURAMINISTERIO DE AGRICULTURA –– SENASA/PRONAFA PERUSENASA/PRONAFA PERU Capacitación periódica de los CLSA y Líderes Comunales Actividades a nivel del sector privado
  16. 16. MINISTERIO DE AGRICULTURAMINISTERIO DE AGRICULTURA –– SENASA/PRONAFA PERUSENASA/PRONAFA PERU Capacidad de soporte del Laboratorio de Sanidad Animal del SENASA Capacidad de Diagnóstico El laboratorio se encuentra localizado en la ciudad de Lima. Es el único laboratorio en el país autorizado para el diagnóstico de fiebre aftosa y otras enfermedades vesiculares. El laboratorio de enfermedades vesiculares se encuentra a cargo de un Médico Veterinario y un asistente técnico, que se encuentran en coordinación directa y constante con PANAFTOSA. Esta área técnica, tiene implementadas cinco pruebas diagnósticas (05) para enfermedades vesiculares: ELISA SANDWICH INDIRECTO ELISA 3ABC EITB ELISA BFL (BLOQUEO FASE LIQUIDA) IDGA - VIAA Las pruebas de ELISA 3ABC y EITB son usadas actualmente como parte del sistema de vigilancia activa, através de muestreos serológicos anuales.
  17. 17. MINISTERIO DE AGRICULTURAMINISTERIO DE AGRICULTURA –– SENASA/PRONAFA PERUSENASA/PRONAFA PERU Recursos Económicos El SENASA, posee tres unidades de ejecución presupuestal, El Tesoro Público, Recursos Directamente Recaudados y Recursos Ordinarios (endeudamiento externo) 11,390.103,381.715,310.292,698.10TOTAL 9122.552487.144119.222516.20 1.Inmunización estratégica 1893.84766.40993.54133.90 1.Actividades de cuarentena y vigilancia 0.400.1000.40 1.Autorización deAgentes privados 99.5259.6914.0925.74CLSA 274.1468.47183.4522.221.Nuevas Regulaciones 0000 1.Diagnóstico Epidemiológico Total Recursos Ordinarios Recursos Directamente Recaudados DIB Préstamo Producto PRESUPUESTO DE EJECUCIÓN PLAN 1998 – 2004 PRODESA (miles de dólares) En el 2004, la asignación presupuestal fue de $ 708.13
  18. 18. MINISTERIO DE AGRICULTURAMINISTERIO DE AGRICULTURA –– SENASA/PRONAFA PERUSENASA/PRONAFA PERU Recursos Económicos 110,614.85106,834.00Programa Nacional de Fiebre Aftosa2002 1´164,706.621´264,388.43TOTAL 100,795.87100,795.87Programa Nacional de Fiebre Aftosa2003 143,741.9146,306.00Programa Nacional de Fiebre Aftosa2001 157,386.97183,262.28Programa Nacional de Fiebre Aftosa2000 150,809.38183,402.28Programa Nacional de Fiebre Aftosa1999 501,357.65543,788.00Programa Nacional de Fiebre Aftosa1998 Programa Nacional de Fiebre AftosaComponente Programa Nacional de Fiebre AftosaActividad Ejecución Presupuestal Presupuesto Institucional Programado 04/003/0005Código CRONOGRAMA DE EJECUCIÓN PRESUPUESTAL (dólares). Evaluación Física anual – Presupuesto anual hasta el 2003 Especificación: 160 Servicio Nacional de Sanidad Agraria Unidad Ejecutora: 001 Fuente de financiamiento: Recursos Ordinarios, Recursos Directamente Recaudados y Tesoro Público
  19. 19. MINISTERIO DE AGRICULTURAMINISTERIO DE AGRICULTURA –– SENASA/PRONAFA PERUSENASA/PRONAFA PERU Fondo para la atención de Emergencias Sanitarias Todos los fondos de emergencia generados por el SENASA, están al amparo de las leyes de la administración presupuestal del estado, el SENASA cuenta con tres fuentes para la generación de los fondos de emergencia sanitaria: • generado de los saldos presupuestales anuales; • mediante ley Nº 27209, Art.15 (03/12/99), el Ministerio de Economía y Finanzas, asigna un presupuesto específico para el manejo de estas emergencias; • si las emergencias sanitarias fuesen generadas por desastres naturales, existe un fondo adicional para el control de las mismas . Recursos Económicos
  20. 20. MINISTERIO DE AGRICULTURAMINISTERIO DE AGRICULTURA –– SENASA/PRONAFA PERUSENASA/PRONAFA PERU PROGRAMA NACIONAL DE FIEBRE AFTOSA
  21. 21. MINISTERIO DE AGRICULTURAMINISTERIO DE AGRICULTURA –– SENASA/PRONAFA PERUSENASA/PRONAFA PERU En 1992 con la creación del SENASA, se instituye el Sistema de Vigilancia Zoosanitaria, el cual fue reforzado con la creación del Programa Nacional de Fiebre Aftosa en el año de 1996. La fiebre aftosa ingresó por primera vez al Perú el año de 1910, las cepas virales que estuvieron presentes fueron A, O and C; el histórico de las evaluaciones de campo y de laboratorio, demuestran que no se ha tenido la presencia del virus tipo C desde el año de 1983 Programa Nacional de Fiebre Aftosa
  22. 22. MINISTERIO DE AGRICULTURAMINISTERIO DE AGRICULTURA –– SENASA/PRONAFA PERUSENASA/PRONAFA PERU En el contexto de los países miembros del Plan Hemisférico de Erradicación de la Fiebre Aftosa - PHEFA - Perú es identificado como país NO ENDEMICO a la enfermedad. En 1999 se realizó una caracterización por ecosistemas de la enfermedad en todo el país, como resultado se obtuvo una división del Perú en zonas de alto, mediano y bajo riesgo. Basado en esta caracterización, se estableció una vacunación estratégica, en un total de 09 provincias (2,4% del total) de 194 que conforman el país. Las áreas de bajo riesgo y áreas indemnes corresponden al 97,6% de nuestro territorio nacional, zonas consideradas como libres de fiebre aftosa en la que no se aplica la vacunación. Programa Nacional de Fiebre Aftosa
  23. 23. MINISTERIO DE AGRICULTURAMINISTERIO DE AGRICULTURA –– SENASA/PRONAFA PERUSENASA/PRONAFA PERU Paraendémico de alto riesgo Paraendémico de mediano riesgo Paraendémico de bajo reisgo Area indemne CARACTERIZACIÓN EPIDEMIOLÓGICA DE LA FIEBRE AFTOSA EN EL PERÚ, AÑO 1999 BOLIVIABOLIVIA COLOMBIACOLOMBIA BRASILBRASIL CHILECHILE ECUADORECUADOR OCEANO OCEANOPACIFICO PACIFICO Programa Nacional de Fiebre Aftosa
  24. 24. MINISTERIO DE AGRICULTURAMINISTERIO DE AGRICULTURA –– SENASA/PRONAFA PERUSENASA/PRONAFA PERU Programa Nacional de Fiebre Aftosa LORETOAMAZONAS TUMBES PIURA CAJAMARCA SAN MARTIN LAMBAYEQUE LA LIBERTAD UCAYALIANCASH HUANUCO PASCO MADRE DE DIOS LIMA JUNIN CALLAO AYACUCHO ICA APURIMAC AREQUIPA MOQUEGUA TACNA PUNO CUSCO HUANCAVELICA LORETOAMAZONAS TUMBES PIURA CAJAMARCA SAN MARTIN LAMBAYEQUE LA LIBERTA LORETOAMAZONAS TUMBES PIURA CAJAMARCA SAN MARTIN LAMBAYEQUE LA LIBERTAD UCAYALIANCASH HUANUCO PASCO MADRE DE DIOS LIMA JUNIN CALLAO AYACUCHO ICA APURIMAC AREQUIPA MOQUEGUA TACNA PUNO CUSCO HUANCAVELICA BOLIVIABOLIVIA COLOMBIACOLOMBIA BRASILBRASIL CHILECHILE ECUADORECUADOR OCEANO OCEANOPACIFICO PACIFICO zona libre de FA sin vacunación Obtención del reconocimiento ante la OIE como Reconocimiento oficial por SENASA Libres sin vacunación Zonas con vacunación estratégica
  25. 25. MINISTERIO DE AGRICULTURAMINISTERIO DE AGRICULTURA –– SENASA/PRONAFA PERUSENASA/PRONAFA PERU Estatus de la fiebre aftosa en el Perú (1993 – 2004) La situación de la fiebre aftosa en el Perú ha sido satisfactoria, a diciembre de 2004 no se han presentado ocurrencias de fiebre en todo el país, excepto en el distrito de Lurín en Lima, 218 semanas epidemiológicas sin ocurrencias en el 97,6% del territorio nacional Focos de Fiebre Aftosa, Peru 1993 - 2004 94 82 9 41 1 0 3 52 0 0 0 26 0 10 20 30 40 50 60 70 80 90 100 1993 1994 1995 1996 1997 1998 1999 2000 2001 2002 2003 2004 Year s
  26. 26. MINISTERIO DE AGRICULTURAMINISTERIO DE AGRICULTURA –– SENASA/PRONAFA PERUSENASA/PRONAFA PERU DIGANOSTICO Y TIPIFICACIÓN DE LOS CASOS DE FIEBRE AFTOSA OCURRIDOS EN EL PERU (1994 – 2004) 01602000 00262004 04992TOTAL 01501999 0001998 0031997 018111996 0021995 00501994 CAO SEROTIPOS AÑOS Estatus de la fiebre aftosa en el Perú
  27. 27. MINISTERIO DE AGRICULTURAMINISTERIO DE AGRICULTURA –– SENASA/PRONAFA PERUSENASA/PRONAFA PERU Sistema de Vigilancia y evaluación epidemiológica El sistema de vigilancia epidemiológica de la fiebre aftosa, está enmarcado dentro del sistema nacional de vigilancia que ejecuta el SENASA en todo el territorio nacional: • Central • Staff de médicos veterinarios a nivel nacional • Unidades Locales • Laboratorio de Sanidad Animal del SENASA • Oficinas del Puerto y Aeropuerto • CLSA • Líderes Comunales El SENASA ejecuta rutinariamente las acciones de vigilancia activa y pasiva, con el apoyo de la actividad privada
  28. 28. MINISTERIO DE AGRICULTURAMINISTERIO DE AGRICULTURA –– SENASA/PRONAFA PERUSENASA/PRONAFA PERU Como parte de las estrategias en la prevención del ingreso del virus de fiebre aftosa al país, se han creado las “Areas de protección sanitaria en el norte y sur del país". Estas áreas comprenden las provincias que limitan con los países vecinos del norte y sur del país. SUBPROYECTOS DE FRONTERA, PERU 2004 Piura Tumbes Cajamarca Moquegua Tacna Arequipa Puno LORETO MD. DE DIOS Lima ICA Ucayali Amazonas Lambayeque La Libertad Cusco Apurímac Ayacucho Ancash San Martín Huan uco Junín Pasco Hvca B O L I V I A OCEANO PACIFICO BRASIL COLOMBIA ECUADOR Piura Tumbes Cajamarca Moquegua Tacna Arequipa Puno LORETO MD. DE DIOS Lima ICA Ucayali Amazonas Lambayeque La Libertad Cusco Apurímac Ayacucho Ancash San Martín Huan uco Junín Pasco Hvca B O L I V I A OCEANO PACIFICO BRASIL COLOMBIA ECUADOR Sistema de Vigilancia y evaluación epidemiológica
  29. 29. MINISTERIO DE AGRICULTURAMINISTERIO DE AGRICULTURA –– SENASA/PRONAFA PERUSENASA/PRONAFA PERU Para el control de la movilización interna de animales, productos y subproductos en todo el territorio nacional, se han ubicado estratégicamente 36 PCC . Control del tránsito en el país Distribución Geográfica de los PCC
  30. 30. MINISTERIO DE AGRICULTURAMINISTERIO DE AGRICULTURA –– SENASA/PRONAFA PERUSENASA/PRONAFA PERU • EL Programa cuenta con un plan estratégico de vacunación, en zonas consideradas de alto riesgo. • Todos los biológicos usados en las campañas de vacunación en Perú, cumplen con los especificaciones establecidas en el Manual de Estandares de pruebas diagnósticas y vacunas de la OIE. • En el Perú se utiliza una vacuna oleosa, biológico bivalente (O1 Campos y A24 Cruzeiro). • Sólo se vacunan bovinos y en casos de emergencias sanitarias, previa evaluación y autorización expresa del SENASA a otras especies susceptibles. • Todos los biológicos están sujetos a un control interno de parte del SENASA. Vacunas y Vacunación
  31. 31. MINISTERIO DE AGRICULTURAMINISTERIO DE AGRICULTURA –– SENASA/PRONAFA PERUSENASA/PRONAFA PERU Distribución geográfica del programa estratégico de vacunación por año o 000o 0001999 2000 Vacunación Provincias Con Vacunación Sin Vacunación 165 Provincias Provincias Con Vacunación Sin Vacunación 43 Provincias BOLIVIABOLIVIA COLOMBIACOLOMBIA BRASILBRASIL CHILECHILE ECUADORECUADOR OCEANO OCEANOPACIFICO PACIFICO BOLIVIABOLIVIA COLOMBIACOLOMBIA BRASILBRASIL CHILECHILE ECUADORECUADOR OCEANO OCEANOPACIFICO PACIFICO
  32. 32. MINISTERIO DE AGRICULTURAMINISTERIO DE AGRICULTURA –– SENASA/PRONAFA PERUSENASA/PRONAFA PERU Provincias Con Vacunación Sin Vacunación 40 Provincias Amazonas Cajamarca Ayacucho Arequipa Puno Pasco Huanuco Junin Madre de Dios Loreto Ancash Apurimac Cuzco Huancavelica Ica La Libertad Lima Moquegua Piura San Martin Tacna Ucayali Provincias Con Vacunación Sin Vacunación 24 Provincias Biológico Bivalente (II Fase) 2001 Vacunación 2002 BOLIVIABOLIVIA COLOMBIACOLOMBIA BRASILBRASIL CHILECHILE ECUADORECUADOR OCEANO OCEANOPACIFICO PACIFICO BOLIVIABOLIVIA COLOMBIACOLOMBIA BRASILBRASIL CHILECHILE ECUADORECUADOR OCEANO OCEANOPACIFICO PACIFICO
  33. 33. MINISTERIO DE AGRICULTURAMINISTERIO DE AGRICULTURA –– SENASA/PRONAFA PERUSENASA/PRONAFA PERU Pasco HuanucoAncash Junin Ayacucho Cajamarca Amazonas San Martin Ucayali Puno Cuzco Madre de Dios Loreto Apurimac Arequipa Callao Huancavelica Ica La Libertad Lambayeque Lima Moquegua Piura Tacna Tumbes Provincias Con Vacunación 11 PROVINCIAS Sin Vacunación 2003 Vacunación BOLIVIABOLIVIA COLOMBIACOLOMBIA BRASILBRASIL CHILECHILE ECUADORECUADOR OCEANO OCEANOPACIFICO PACIFICO 2004 BOLIVIABOLIVIA COLOMBIACOLOMBIA BRASILBRASIL CHILECHILE ECUADORECUADOR OCEANO OCEANOPACIFICO PACIFICO 09 Provincias
  34. 34. MINISTERIO DE AGRICULTURAMINISTERIO DE AGRICULTURA –– SENASA/PRONAFA PERUSENASA/PRONAFA PERU DESCRIPCION DE LA ZONA LIBRE DE FIEBRE AFTOSA SIN VACUNACIÓN LORETO AMAZONAS TUMBES PIURA CAJAMARCA SAN MARTIN LAMBAYEQUE LA LIBERTAD UCAYALI ANCASH HUANUCO PASCO MADRE DE DIOS LIMA JUNIN CALLAO AYACUCHO ICA APURIMAC AREQUIPA MOQUEGUA TACNA PUNO CUSCO HUANCAVELICA
  35. 35. MINISTERIO DE AGRICULTURAMINISTERIO DE AGRICULTURA –– SENASA/PRONAFA PERUSENASA/PRONAFA PERU Delimitacion de la zona libre
  36. 36. MINISTERIO DE AGRICULTURAMINISTERIO DE AGRICULTURA –– SENASA/PRONAFA PERUSENASA/PRONAFA PERU ALTIPLANO DE PUNO Delimitacion de la zona libre
  37. 37. MINISTERIO DE AGRICULTURAMINISTERIO DE AGRICULTURA –– SENASA/PRONAFA PERUSENASA/PRONAFA PERU DESIERTOS DE TACNA Delimitacion de la zona libre
  38. 38. MINISTERIO DE AGRICULTURAMINISTERIO DE AGRICULTURA –– SENASA/PRONAFA PERUSENASA/PRONAFA PERU SELVA DE JUNIN, UCAYALI Delimitacion de la zona libre
  39. 39. MINISTERIO DE AGRICULTURAMINISTERIO DE AGRICULTURA –– SENASA/PRONAFA PERUSENASA/PRONAFA PERU Delimitacion de la zona libre
  40. 40. MINISTERIO DE AGRICULTURAMINISTERIO DE AGRICULTURA –– SENASA/PRONAFA PERUSENASA/PRONAFA PERU Delimitacion de la zona libre
  41. 41. MINISTERIO DE AGRICULTURAMINISTERIO DE AGRICULTURA –– SENASA/PRONAFA PERUSENASA/PRONAFA PERU Descripción de la actividad ganadera 35.00723,703Caprinos 60.138`596,932Ovinos 29.71828,112Porcinos 94.034`030,439Camelidos 45.142´213,433Bovinos % del total nacional Nº de Cabezas Especies DISTRIBUCIÓN DE LA POBLACIÓN ANIMAL EN LA ZONA LIBRE
  42. 42. MINISTERIO DE AGRICULTURAMINISTERIO DE AGRICULTURA –– SENASA/PRONAFA PERUSENASA/PRONAFA PERU Descripción de la estructura veterinaria ExternoCuscoAeropuertoCusco ExternoIñapariTahuamanu ExternoTahuamanuTahuamanuMadre de Dios ExternoMohoMoho ExternoYunguyoKasani ExternoChuchitoDesaguaderoPuno InternoTacnaPalca InternoTarataEstiquepampa ExternoTacnaAeropuerto ExternoTacnaEl Ferrocarril ExternoTacnaSanta RosaTacna InternoIloFundición InternoGral. Sánchez CerroTalamolle InternoMariscal NietoMontalvo InternoMariscal NietoTorata ExternoIloPuerto de IloMoquegua ExternoArequipaAeropuerto ExternoIslayPuerto de MataraniArequipa Tipo de PPCDistritoPCC / ProvinciaDepartmento PCC en funcionamiento
  43. 43. MINISTERIO DE AGRICULTURAMINISTERIO DE AGRICULTURA –– SENASA/PRONAFA PERUSENASA/PRONAFA PERU PCC instalados para el mantenimiento de la zona libre PCC ADICIONALES INCORPORADOS AL SISTEMA DE CUARENTENA EN EL AÑO 2003 TacnaAlto PeruTripartito11 PunoPunoCarancas10 PunoChucuitoPomata9 PunoHuancanéTaraco - Puquis8 PunoHuancanéCojata7 LimaPucusanaPucusana6 LimaSan Vicente de CañeteHerbay5 Madre de DiosMavialMavila4 JunínHuancayoCullhuas3 JunínHuancayoSapallanga2 JunínHuancayoChongos Alto1 DepartmentoProvincia LOCALIZACIÓN NOMBRENº PCC
  44. 44. MINISTERIO DE AGRICULTURAMINISTERIO DE AGRICULTURA –– SENASA/PRONAFA PERUSENASA/PRONAFA PERU PCC Incorporados al sistema de cuarentena en el año 2003 PCC en la zona libre
  45. 45. MINISTERIO DE AGRICULTURAMINISTERIO DE AGRICULTURA –– SENASA/PRONAFA PERUSENASA/PRONAFA PERU Zona de vigilancia de la zona libre LORETO AMAZONAS TUMBES PIURA CAJAMARCA SAN MARTIN LAMBAYEQUE LA LIBERTAD UCAYALI ANCASH HUANUCO PASCO LIMA JUNIN CUSCO HUANCAVELICA AYACUCHOICA APURIMAC AREQUIPA MOQUEGUA TACNATacna (3) Puno (35) Madre de Dios (5) Cusco (3) Ayacucho (2) Huancavelica (14) Ica (4) DEPARTAMENTOS Y NÚMERO DE DISTRITOS PUNO MADRE DE DIOS LORETO AMAZONAS TUMBES PIURA CAJAMARCA SAN MARTIN LAMBAYEQUE LA LIBERTAD UCAYALI ANCASH HUANUCO PASCO LIMA JUNIN CUSCO HUANCAVELICA AYACUCHOICA APURIMAC AREQUIPA MOQUEGUA TACNA LORETO AMAZONAS TUMBES PIURA CAJAMARCA SAN MARTIN LAMBAYEQUE LA LIBERTAD UCAYALI ANCASH HUANUCO PASCO LIMA JUNIN CUSCO HUANCAVELICA AYACUCHOICA APURIMAC AREQUIPA MOQUEGUA TACNATacna (3) Puno (35) Madre de Dios (5) Cusco (3) Ayacucho (2) Huancavelica (14) Ica (4) DEPARTAMENTOS Y NÚMERO DE DISTRITOS PUNO MADRE DE DIOS Tacna (3) Puno (35) Madre de Dios (5) Cusco (3) Ayacucho (2) Huancavelica (14) Ica (4) DEPARTAMENTOS Y NÚMERO DE DISTRITOS PUNO MADRE DE DIOS Los distritos que comprenden la zona de vigilancia, poseen características ecológicas variadas, envuelven diferentes climas, con pisos ecológicos de costa, sierra y selva, existiendo diferentes tipos de sistemas productivos en cada uno de ellos. LOCALIZACIÓN GEOGRAFICA DE LA ZONA DE VIGILANCIA BOLIVIABOLIVIA COLOMBIACOLOMBIA BRASILBRASIL CHILECHILE ECUADORECUADOR OCEANO OCEANOPACIFICO PACIFICO
  46. 46. MINISTERIO DE AGRICULTURAMINISTERIO DE AGRICULTURA –– SENASA/PRONAFA PERUSENASA/PRONAFA PERU Zona Tampón de la zona libre DISTRIBUCIÓN GEOGRÁFICA DE LA ZONA TAMPÓN Achacachi Ancoraimes Corocoro Caquiaviri Calacoto Comanche Charaña Waldo Ballivian Nazacara de Pacajes Sandiago de Callapa Puerto Acosta Mocomoco Puerto Carabuco Chuma Ayata Aucapata Pelechuco Viacha Guaqui Tiawanacu Desaguadero Pucarani Laja Batallas Puerto Perez Gral. Juan J. Perez Curva Copacabana San Pedro de Tiquina Tito Yupanqui Santiago de Machaca Catacora 0 40 80 120 160 200 km PERU (1,828) CHILE (1,658) ECUADOR (314) ZONA TAMPON (32) Achacachi Ancoraimes Corocoro Caquiaviri Calacoto Comanche Charaña Waldo Ballivian Nazacara de Pacajes Sandiago de Callapa Puerto Acosta Mocomoco Puerto Carabuco Chuma Ayata Aucapata Pelechuco Viacha Guaqui Tiawanacu Desaguadero Pucarani Laja Batallas Puerto Perez Gral. Juan J. Perez Curva Copacabana San Pedro de Tiquina Tito Yupanqui Santiago de Machaca Catacora 0 40 80 120 160 200 km PERU (1,828) CHILE (1,658) ECUADOR (314) ZONA TAMPON (32) PERUPERU BOLIVIABOLIVIA CHILECHILE
  47. 47. MINISTERIO DE AGRICULTURAMINISTERIO DE AGRICULTURA –– SENASA/PRONAFA PERUSENASA/PRONAFA PERU Muestreo Seroepidemiológico para demostrar ausencia de actividad viral en el Perú y de la zona sur libre de fiebre aftosa sin vacunación
  48. 48. MINISTERIO DE AGRICULTURAMINISTERIO DE AGRICULTURA –– SENASA/PRONAFA PERUSENASA/PRONAFA PERU Estudio sero-epidemiológico El SENASA ha venido desarrollado muestreos seroepidemiológicos en los últimos 6 años (1999 - 2004), con el propósito de evaluar la existencia o no de actividad viral en las especies susceptibles a fiebre aftosa. Diseños estadísticos específicos permitieron obtener un tamaño muestral por conglomerados, aplicando el concepto de “CLUSTER” Este diseño estuvo orientado a demostrar la ausencia de actividad viral, tomando como premisa una prevalencia del = 0.01 (1%), con el 95% de grado de confianza.
  49. 49. MINISTERIO DE AGRICULTURAMINISTERIO DE AGRICULTURA –– SENASA/PRONAFA PERUSENASA/PRONAFA PERU Estudios Sero-epidemiológicos Australia Animal Health AustraliaNegativo Locking liquid phasea (ELISA), to determine FMD (serotype O, A, y C) CSD4492002 Australia Aninal Health Switzerland Australia Negativo Blocking liquid phase (ELISA) CSD2802001 Foreign Animal Disease Diagnostic Laboratory SwitzerlandNegativo TISSUE CULTURE Virus Neutralization (TC- VN) CSD1772000 Institute for Animal Health CanadáNegativo FMD O, A, C, /ELISA VNT CSD3411999 GREEN PORT EE.UU. EE.UU.Negativo VIA-serotipo A, O y C. por Virus Neutralización CSD4781998 GREEN PORT EE.UU. CanadáNegativo Bloking Elisa bloqueo serotype A, O Y C. CSD5361998 Institute for Animal Health SwitzerlandNegativoELISA VNTCSD1761998 Diagnóstico de Laboratorio País Importador ResultadoDiagnósticoEspecie N° de Animales Año MUESTREO SEROLÓGICO EN CAMÉLIDOS SUDAMERICANOS, PERIODO 1998-2002
  50. 50. MINISTERIO DE AGRICULTURAMINISTERIO DE AGRICULTURA –– SENASA/PRONAFA PERUSENASA/PRONAFA PERU Muestreos serolMuestreos serolóógicos por agicos por añños 1999os 1999 –– 20042004 4258 2004 ELISA 3ABC EITB Bovino ELISA 3ABC EITB ELISA 3ABC EITB ELISA 3ABC EITB ELISA 3ABC EITB VIAA-IDGAPruebas utilizadas BovinoBovinoBovinoBovino Bovino, ovino, caprino, porcino, camélidos Especie evaluada 4,2493008,1007,50013,947Nº de Muestras 2,0032,0022,0012,0001,999AÑOS Un total de 38,354 muestras procesadasUn total de 38,354 muestras procesadas Estudios Sero-epidemiológicos
  51. 51. MINISTERIO DE AGRICULTURAMINISTERIO DE AGRICULTURA –– SENASA/PRONAFA PERUSENASA/PRONAFA PERU El objetivo de esta evaluación, ha sido la demostrar la ausencia de actividad del virus de fiebre aftosa en los últimos 4 años en el sur del país; con la finalidad de buscar el reconocimiento de esta zona como libre de fiebre aftosa en la que no se aplica la vacunación, esta área geográfica está conformada por las Regiones de Apurímac, Arequipa, Ayacucho, Cusco, Huancavelica, Ica, Madre de Dios, Moquegua, Puno and Tacna. El estudio fue realizado en octubre y noviembre de 2003, con evaluaciones subsiguientes hasta agosto 2004. Vigilancia Epidemiológica en el área libre, 2003 - 2004 Estudios Sero-epidemiológicos
  52. 52. MINISTERIO DE AGRICULTURAMINISTERIO DE AGRICULTURA –– SENASA/PRONAFA PERUSENASA/PRONAFA PERU La población objetivo estuvo constituída por bovinos entre los 6 y 24 meses de edad (Unidades elementales de muestreo), subdivididas en grupos etáreos de 6-12, 13-18 y de 19-24 meses de la población de bovinos presentes en las unidades epidemiológicas o CLUSTER seleccionados. POBLACIÓN OBJETIVO HIPOTESIS EPIDEMIOLÓGICA Estudios Sero-epidemiológicos Si hubo o existe actividad del virus de la Fiebre Aftosa en por lo menos 1% de las Unidades Prediales o Unidades Epidemiológicas, será detectada por lo menos una UPM positiva, con una probabilidad del 95%. Es decir, si ninguna Unidad Epidemiológica o UPM es declarada como positiva, la probabilidad de que haya habido o exista actividad del virus de la FA en el 1% o más de ellas es inferior al 5%.
  53. 53. MINISTERIO DE AGRICULTURAMINISTERIO DE AGRICULTURA –– SENASA/PRONAFA PERUSENASA/PRONAFA PERU DIAGRAMA DEL SISTEMA DE MUESTREO SEROLÓGICO Estudios Sero-epidemiológicos ELISA 3ABC Todos Negativos Positivos EITB Por lo menos un POSITIVO Investigación Epidemiológica Complementar Indicativo de posible actividad viral Cluster con actividad viral Cluster sin actividad viral - + Cluster en examen Sueros
  54. 54. MINISTERIO DE AGRICULTURAMINISTERIO DE AGRICULTURA –– SENASA/PRONAFA PERUSENASA/PRONAFA PERU Huancavelica Puno Moquegua Arequipa Ayacucho Apurímac Tacna Cuzco Ica Madre de Dios Puno Cusco Huancavelica Ica Lima Caracterización de Ganado Bovino Mucho Mediano Escaso Huancavelica Puno Moquegua Arequipa Ayacucho Apurímac Tacna Cuzco Ica Madre de Dios Puno Cusco Huancavelica Ica Lima Caracterización de Ganado Bovino Mucho Mediano Escaso Programa de muestreoPrograma de muestreo
  55. 55. MINISTERIO DE AGRICULTURAMINISTERIO DE AGRICULTURA –– SENASA/PRONAFA PERUSENASA/PRONAFA PERU Programa de muestreoPrograma de muestreo Huancavelica Lima Puno Moquegua Arequipa Ayacucho Apurimac Tacna Cuzco Ica Puno Arequipa Tacna Madre de Dios Cusco ApurímacIca Huancavelica Sistemas de Producción en la ZonaSistemas de Producción en la Zona LibreLibre CuencaCuenca Ciclo CompletoCiclo Completo CríaCría -- RecríaRecría Alpacas Subsistencia Alpacas Alpacas Alpacas Alpacas Alpacas Alpacas Alpacas Alpacas Alpacas Alpacas Alpacas Alpacas Alpacas Subsistencia Subsistencia Alpacas Huancavelica Lima Puno Moquegua Arequipa Ayacucho Apurimac Tacna Cuzco Ica Puno Arequipa Tacna Madre de Dios Cusco ApurímacIca Huancavelica Sistemas de Producción en la ZonaSistemas de Producción en la Zona LibreLibre CuencaCuenca Ciclo CompletoCiclo Completo CríaCría -- RecríaRecría Alpacas Subsistencia Alpacas Alpacas Alpacas Alpacas Alpacas Alpacas Alpacas Alpacas Alpacas Alpacas Alpacas Alpacas Alpacas Subsistencia Subsistencia Alpacas
  56. 56. MINISTERIO DE AGRICULTURAMINISTERIO DE AGRICULTURA –– SENASA/PRONAFA PERUSENASA/PRONAFA PERU MADRE DE DIOS AYACUCHO ICA APURIMAC AREQUIPA MOQUEGUA TACNA PUNO CUSCO HUANCAVELICA 0 60 120 180 240 300 km selva_virgen (37) Recria_engorde (236) cuenca_lechera (91) ciclo_completo (339) de los sistemas de producción Distribución geográfica Programa de muestreoPrograma de muestreo
  57. 57. MINISTERIO DE AGRICULTURAMINISTERIO DE AGRICULTURA –– SENASA/PRONAFA PERUSENASA/PRONAFA PERU Distribución geográfica por distrito de las muestras serológicas de los cluster seleccionados, Perú 2003 Resultado del diseño de muestreo BOLIVIABOLIVIA BRASILBRASIL CHILECHILE OCEANO OCEANO PACIFICO PACIFICO
  58. 58. MINISTERIO DE AGRICULTURAMINISTERIO DE AGRICULTURA –– SENASA/PRONAFA PERUSENASA/PRONAFA PERU Resultado del programa de muestreo serológico (determinación de anticuerpos contra proteínas no estructurales del virus de la FA) 562374172864258Total General 289014537182Sub total 144101828PUNO 12421618CUSCO 16016HUANCAVELICA ** 110022AREQUIPA 1001171118APURIMAC Remuestreo de CLUSTER con animales reactores a EITB 281474027494076Sub total 10077178TACNA 7221005111016PUNO 64064MOQUEGUA 78078MADRE DE DIOS 6003426348ICA 1223505355HUANCAVELICA 54177810788CUSCO 1004051406AYACUCHO 3403307337AREQUIPA 4225988606APURIMAC No- reactorIndeterminadoReactorNo- reactorReactor EITBELISA 3ABCTotal suero Region
  59. 59. MINISTERIO DE AGRICULTURAMINISTERIO DE AGRICULTURA –– SENASA/PRONAFA PERUSENASA/PRONAFA PERU Diagnostico cronológico de sueros pareados, de clusters con animales reactores a las pruebas de ELISA 3ABC y EITB, 2003-2004 26/08/2004118162023023APURIMAC 25/08/20041146420404CUSCO Quinto muestreo de Cluster y animales reactores 04/03/20041146420101CUSCO 03/03/20031181620404APURIMAC Cuarto muestreo de Cluster y animales reactores 01/12/03 117734; 121193; 119030 0039PUNO 09/12/2003118064; 11808803213APURIMAC Tercer muestreo de Cluster y animales reactores 01/12/2003118064 ; 118088274478APURIMAC 27/11/200311903014518PUNO 21/11/2003114642116016CUSCO Segundo muestreo de Cluster y animales reactores 03/11/2003117734 ; 12119321005111016PUNO 31/10/2003114642177810788CUSCO 30/10/2003118162; 00154125988606APURIMAC Primer muestreo de Cluster y animales reactores Fecha de diagnóstico N° de arete de los animales Reactor/Indeterm.No - reactorReactor EITBELISA 3ABC Total sueros Region
  60. 60. MINISTERIO DE AGRICULTURAMINISTERIO DE AGRICULTURA –– SENASA/PRONAFA PERUSENASA/PRONAFA PERU MADRE DE DIOS AYACUCHO ICA APURIMAC AREQUIPA MOQUEGUA TACNA PUNO CUSCO HUANCAVELICA VRAE (41) TACNA (11) PUNO (361) MOQUEGUA (13) MADREDEDIO (7) ICA (76) HUANCAVELICA (112) CUSCO (210) AYACUCHO (68) AREQUIPA (74) APURIMAC (157) del SENASA Organos Desconcentrados 0 60 120 180 240 300 km MADRE DE DIOS AYACUCHO ICA APURIMAC AREQUIPA MOQUEGUA TACNA PUNO CUSCO HUANCAVELICA VRAE (41) TACNA (11) PUNO (361) MOQUEGUA (13) MADRE DEDIO (7) ICA (76) HUANCAVELICA (112) CUSCO (210) AYACUCHO (68) AREQUIPA (74) APURIMAC (157) del SENASA Organos Desconcentrados 0 60 120 180 240 300 km Mapeo del resultado del muestreo serológico (uso de GPS y GIS UTM zona 18 y 19) BOLIVIABOLIVIA BRASILBRASIL CHILECHILE OCEANO OCEANO PACIFICO PACIFICO
  61. 61. MINISTERIO DE AGRICULTURAMINISTERIO DE AGRICULTURA –– SENASA/PRONAFA PERUSENASA/PRONAFA PERU PESTE PORCINA CLÁSICA
  62. 62. MINISTERIO DE AGRICULTURAMINISTERIO DE AGRICULTURA –– SENASA/PRONAFA PERUSENASA/PRONAFA PERU El Plan Continental para la Erradicación de la Peste Porcina Clásica de las Américas, es una estrategia común regional cuyo objetivo es controlar y erradicar la enfermedad, facilitando la armonización de los esfuerzos técnicos, financieros y humanos de los países de la región, permitiendo en forma coordinada su control y eventual eliminación en los países endémicos y consolidando en forma progresiva la condición de los países y/o áreas libres del padecimiento PPC PLAN CONTINENTAL
  63. 63. MINISTERIO DE AGRICULTURAMINISTERIO DE AGRICULTURA –– SENASA/PRONAFA PERUSENASA/PRONAFA PERU • Erradicar la PPC del Continente Americano • Reforzar, reestructurar y/o reorientar los programas nacionales de acuerdo a la nueva visión del Plan Continental. • Mantención y consolidación del status libre de PPC en aquellos países que son libres. • Elaborar manuales operativos y guías para el diagnóstico de la enfermedad, el control de la vacuna, la definición de focos y sus formas de control así como la definición de las áreas de control y de erradicación. • Implementar un sistema de vigilancia para enfermedades transfronterizas del cerdo. • Fortalecer los cuadros profesionales y técnicos relacionados con el Plan y las relaciones y confianzas entre el sector público y privado. OBJETIVOS
  64. 64. MINISTERIO DE AGRICULTURAMINISTERIO DE AGRICULTURA –– SENASA/PRONAFA PERUSENASA/PRONAFA PERU Regiones Andina, Amazónica y del Cono Sur: En reunión celebrada el 24 y 25 de abril del 2001, con la participación de Argentina, Brasil, Colombia, Costa Rica, Chile, Cuba, Estados Unidos de Norte América y México, al igual que observadores de Guatemala, República Dominicana y Venezuela, se acordó que al inicio del Plan en sus regiones no es necesaria una estructura supranacional como el "Comité Directivo", sugiriendo una estructura organizativa liviana, operativa y efectiva, que permita la comunicación directa entre los países y la FAO en su carácter de Secretario Técnico del Plan Continental PPC PLAN CONTINENTAL
  65. 65. MINISTERIO DE AGRICULTURAMINISTERIO DE AGRICULTURA –– SENASA/PRONAFA PERUSENASA/PRONAFA PERU Regiones de América Central: los países de la región participantes convinieron en que el "Comité Directivo" podría ser formado y que el Coordinador Regional del Plan podría ser el OIRSA. Región del Caribe: Cuba, Haití y la República Dominicana acordaron que la nueva propuesta de gestión del Plan debe reunir características principales las cuales deben contemplar las siguientes instancias: (1) Secretariado Técnico, (2) Consejo Técnico Internacional, (3) Coordinaciones Regionales Continentales, (4) Coordinaciones Nacionales, (5) Coordinaciones Provinciales, (6) Coordinaciones Municipales o Zonales. Los participantes designaron a Cuba como el Coordinador Regional para el Caribe del Plan Continental. PPC PLAN CONTINENTAL
  66. 66. MINISTERIO DE AGRICULTURAMINISTERIO DE AGRICULTURA –– SENASA/PRONAFA PERUSENASA/PRONAFA PERU Asistencia Técnica: Para la Erradicación de la Peste Porcina Clásica de las Américas se acordó la designación de la FAO como el "Secretariado Técnico" del mencionado Plan. En ese contexto, la Organización ha venido coordinando su implementación con los distintos actores que intervienen en el Plan y en forma conjunta se ha iniciado el proceso de identificar las necesidades de asistencia que se tienen en las áreas de diagnostico, control, vigilancia epidemiológica, manejo y legislación, en los ámbitos nacionales y regionales . PPC PLAN CONTINENTAL
  67. 67. MINISTERIO DE AGRICULTURAMINISTERIO DE AGRICULTURA –– SENASA/PRONAFA PERUSENASA/PRONAFA PERU Situación Actual: En 2004 en las Américas, algunos países como Canadá, Chile, Estados Unidos de Norte América, Uruguay, el sur del Brasil y 10 estados de México, habían logrado erradicar la PPC. Mientras que en: Belice, Costa Rica, Panamá y todos los países del Caribe, con excepción de Cuba, Haití y la República Dominicana, no se había reportado su presencia, y Argentina se ha declarado como libre sin vacunación PPC PLAN CONTINENTAL
  68. 68. MINISTERIO DE AGRICULTURAMINISTERIO DE AGRICULTURA –– SENASA/PRONAFA PERUSENASA/PRONAFA PERU Estrategia : • Censos suinos • Mejora de la vigilancia epidemiológica • Fortalecimiento cuarentenario • Establecimiento de laboratorios de referencia • Promover la notificación de la enfermedad • Control de brotes • Reducción de los factores de riesgo que determinan la difusión de la PPC como: el movimiento de animales enfermos; el control de mercados de ganado; la alimentación de cerdos con desperdicios; certificación de veterinarios; evaluación de vacunas y asesorar en políticas sobre compensaciones ante la aplicación del rifle sanitario. PPC PLAN CONTINENTAL
  69. 69. MINISTERIO DE AGRICULTURAMINISTERIO DE AGRICULTURA –– SENASA/PRONAFA PERUSENASA/PRONAFA PERU Actividades: • Definir la situación epidemiológica de la PPC • Incrementar las áreas libres de la enfermedad • Mejorar la coordinación entre programas nacionales y regionales. • Promover el establecimiento de alianzas estratégicas. • Asesorar en conflictos sobre el control de PPC y sensibilizar al público sobre las medidas para alcanzar la erradicación. El financiamiento de los programas nacionales es responsabilidad de cada país. PPC PLAN CONTINENTAL
  70. 70. MINISTERIO DE AGRICULTURAMINISTERIO DE AGRICULTURA –– SENASA/PRONAFA PERUSENASA/PRONAFA PERU
  71. 71. MINISTERIO DE AGRICULTURAMINISTERIO DE AGRICULTURA –– SENASA/PRONAFA PERUSENASA/PRONAFA PERU PROYECTO DE REGLAMENTO PARA LA PREVENCIÓN, CONTROL Y ERRADICACIÓN DE LA PESTE PORCINA CLÁSICA
  72. 72. MINISTERIO DE AGRICULTURAMINISTERIO DE AGRICULTURA –– SENASA/PRONAFA PERUSENASA/PRONAFA PERU MISIÓN DEL PROGRAMA Apoyar a desarrollar la cadena productiva porcina conduciendo un eficiente programa de vigilancia, control y erradicación de la PPC, con la participación activa del estado y los agentes involucrados, con una organización eficiente, ágil e innovadora. VISIÓN DE FUTURO DEL PROGRAMA Los productos de porcinos se expanden a nivel del mercado mundial, sustentados en un programa coherente de sanidad, calidad e inocuidad. AMBITO DEL PROGRAMA El Programa tendrá un ámbito de acción en todo el territorio nacional, se priorizarán los ámbitos de inicio por el riesgo de presentación, evaluación epidemiológica y otros factores de carácter técnico. El horizonte del programa es de ocho años, el que formará parte del Plan Programático del SENASA
  73. 73. MINISTERIO DE AGRICULTURAMINISTERIO DE AGRICULTURA –– SENASA/PRONAFA PERUSENASA/PRONAFA PERU ORGANIZACIÓN: • Comisión Ejecutiva Nacional. • Comité Consultivo Nacional de PPC. • Responsable del Programa Nacional de Control y Erradicación de PPC. • Coordinador Regional del Programa Nacional de Control y Erradicación de PPC. • Comité Regional de Programa Nacional de Control y Erradicación de PPC.
  74. 74. MINISTERIO DE AGRICULTURAMINISTERIO DE AGRICULTURA –– SENASA/PRONAFA PERUSENASA/PRONAFA PERU OBJETIVOS GENÉRICOS: • Prevenir y Controlar la PPC en el país. • Declaración gradual de áreas libres de PPC en el país, mejorando sus condiciones sanitarias, producción y productividad. • Promover la integración de las organizaciones e instituciones relacionadas con el sector porcino para la lucha contra la PPC. • Lograr y mantener un status libre de PPC por zonas o regiones del país.
  75. 75. MINISTERIO DE AGRICULTURAMINISTERIO DE AGRICULTURA –– SENASA/PRONAFA PERUSENASA/PRONAFA PERU OBJETIVOS ESPECÍFICOS: • Actualizar los indicadores de prevalencia de la PPC en el país. • Adoptar planes sanitarios estratégicos para cada zona. • Elaborar o actualizar las normas sanitarias de control. • Vacunación masiva de la población porcina. • Fortalecer el sistema de vigilancia epidemiológica. • Promover la capacitación de Médicos Veterinarios del servicio oficial y del sector privado, en aspectos epidemiología de la PPC. • Control de calidad de la vacuna para PPC. • Detección de actividad viral a nivel de campo.
  76. 76. MINISTERIO DE AGRICULTURAMINISTERIO DE AGRICULTURA –– SENASA/PRONAFA PERUSENASA/PRONAFA PERU CONCLUSIONES
  77. 77. MINISTERIO DE AGRICULTURAMINISTERIO DE AGRICULTURA –– SENASA/PRONAFA PERUSENASA/PRONAFA PERU Conclusiones: con relación a Fiebre Aftosa Identificación, reconocimiento y mantenimiento del 97,6% del territorio nacional como libre de Fiebre Aftosa sin vacunación, mediante norma nacional. A la fecha se cuenta con más de 4 años y seis meses sin ocurrencias de Fiebre Aftosa (23 de octubre de 2000), en las zonas declaradas como libres con vacunación, excepto Lurín. Ejecución de vacunación estratégica con biológico bivalente A, O, en zonas de alto riesgo de presentación de la enfermedad (coberturas mayores a 92%).
  78. 78. MINISTERIO DE AGRICULTURAMINISTERIO DE AGRICULTURA –– SENASA/PRONAFA PERUSENASA/PRONAFA PERU Participación del sector privado en los programas sanitarios, mediante los comités locales de sanidad animal. Ejecución del fortalecimiento de los convenios fronterizos para la erradicación de Fiebre Aftosa en los países limítrofes: Ecuador, Chile y Bolivia. Presentación ante la Comisión de sanidad de OIE, del expediente para el reconocimiento de la zona sur del Perú como libre de FA sin vacunación (Enero 2,005), Reconocimiento Internacional Mayo 2005. Conclusiones: con relación a Fiebre Aftosa
  79. 79. MINISTERIO DE AGRICULTURAMINISTERIO DE AGRICULTURA –– SENASA/PRONAFA PERUSENASA/PRONAFA PERU Conclusiones: con relación a PPC En trámite la revisión del Reglamento de Prevención, Control y Erradicación de PPC. En trámite la revisión del Programa Nacional para PPC. En trámite la generación de un fondo, que estará dedicado al control de emergencias sanitarias. Se están haciendo los trámites para incorporar al Perú dentro del Plan Continental dirigido por FAO.
  80. 80. MINISTERIO DE AGRICULTURAMINISTERIO DE AGRICULTURA –– SENASA/PRONAFA PERUSENASA/PRONAFA PERU LORETO AMAZONAS TUMBES PIURA CAJAMARCA SAN MARTIN LAMBAYEQUE LA LIBERTAD UCAYALI ANCASH HUANUCO PASCO MADRE DE DIOS LIMA JUNIN CALLAO AYACUCHO ICA APURIMAC AREQUIPA MOQUEGUA TACNA PUNO CUSCO HUANCAVELICA Gracias BOLIVIABOLIVIA COLOMBIACOLOMBIA BRASILBRASIL CHILECHILE ECUADORECUADOR OCEANO OCEANOPACIFICO PACIFICO
  81. 81. ASOCIACION PERUANA DE PORCICULTORES 9º SEMINARIO INTERNACIONAL DE PORCICULTURA Problemas del Consumo de Alimento en la Cerda Lactante PhD. Carlos Campabadal
  82. 82. 1 ALIMENTACION DE LA CERDA LACTANTE: EFECTO DEL CONSUMO DE ALIMENTO DR. CARLOS CAMPABADAL Ph.D ASOCIACION AMERICANA DE SOYA LATINOAMERICA En los sistemas modernos de producción los rendimientos de las cerdas son la base para una buena productividad y rentabilidad de la operación. La cerda es una máquina productiva la cual necesita recibir combustible que en nuestro caso está representado por los nutrimentos y que cumplen funciones de mantenimiento, producción y reproducción. A su vez, la cerda lactante es el animal que demanda una mayor cantidad de nutrimentos de todos los de una porqueriza. El problema serio es que estos nutrimentos deben ingresar a la cerda por un medio del alimento y la principal limitante en climas calientes, es poder suplir principalmente a la cerda lactante la cantidad necesaria de alimento para obtener una máxima productividad. Kirkwood y Thacker (1999) establecen que manteniendo un nivel alto de consumo de alimento durante la lactación, es posible reducir la pérdida de peso y de condición corporal en la cerda, aumentar la producción de leche, producir lechones más pesados al destete, reducir la mortalidad y mejorar los rendimientos futuros de la cerda. Pettigree et al. (2004) establecen que la cerda si no consume una cantidad significativa de nutrimentos, con una reducción en el peso de la camada al destete y en su futura reproducción. Durante el período gestante el consumo de alimento no es un factor crítico, pues los sistemas de alimentación están basados en programas de alimentación restringida, ya que un alto porcentaje de los requerimientos de nutrimentos se utilizan para mantenimiento y en el último tercio de la gestación para un máximo crecimiento fetal. El problema estriba en la etapa de lactación, donde no solo por las condiciones metabólicas de la cerda, sino que además por los altos requerimientos de nutrimentos para la producción de leche, especialmente con las líneas genéticas de alta prolificidad, la cerda necesita tener un alto consumo de alimento. Un problema serio que existe con la mayoría de las nuevas líneas genéticas, es su bajo consumo de alimento, especialmente en climas calientes. Aherne (2004) y Mahan (2005) concuerdan que la selección desarrollada en el cerdo moderno para lograr una mayor ganancia de peso y así producir un animal más magro, ha desarrollado una cerda con un peso corporal adulto mayor, así como una reducción en el consumo de alimento para cualquier peso corporal. Estas dos situaciones crean un problema que puede afectar los rendimientos reproductivos si las madres no se alimentan adecuadamente, pues son animales más grandes y tienen un requerimiento mayor de energía para mantenimiento con un menor consumo de alimento. Además, estos genotipos modernos producen hasta un 30% más de leche con un mayor contenido energético. El largo de la lactación se ha reducido de 28 a 21días o incluso menos, por lo tanto la cerda tiene poca posibilidad de alcanzar un balance positivo de energía antes del destete. Investigadores de las Universidades de Purdue, Michigan State y Ohio State (Tri-State, 1998) establecen que la selección de genotipos altamente prolíficos, desarrollan una cerda con una alta capacidad para producir leche, lo que implica una alta demanda de nutrimentos para la síntesis de leche. Cuando estos nutrimentos no son suministrados, el cuerpo usará los tejidos de reserva, con lo que se
  83. 83. 2 afectarán las funciones normales de la cerda y existirá una alta pérdida de tejido corporal. Aherne (1999) concluye que existen muchos estudios que han demostrado, especialmente en cerdas de primer parto, que una pérdida excesiva de peso o de condición corporal (grasa y/o proteína) producirá un incremento en el intervalo entre el destete y la monta, un menor porcentaje de animales en celo a 10 días posteriores al destete, una reducción en el porcentaje de preñez y una disminución en la sobre vivencia de los embriones. Es importante considerar que el efecto de la nutrición sobre la reproducción esta controlado por el estado metabólico del animal. Pettigrew et al. (2004) establecen que el consumo y balance de nutrimentos son los principales controladores del estado metabólico de una cerda y este a su vez influye en la liberación de las hormonas reproductivas y en la actividad ovárica. Este estado metabólico también tiene un efecto sobre la cantidad de nutrimentos que se almacenan en el cuerpo de la cerda y la composición de la leche producida. Estos investigadores concluyen que aunque no existe una definición clara de lo que es el estado metabólico, este incluye los niveles de glucosa circulante y otros metabolitos, la insulina y otras hormonas, así como la sensibilidad de los tejidos a estas hormonas. Existen numerosas investigaciones que han demostrado que los altos rendimientos reproductivos de una cerda están influenciados por el nivel de insulina circulante especialmente durante la lactación y un nivel alto de insulina circulante es obtenido mediante un alto consumo de energía equivalente a un alto consumo de alimento. (Pettigrew, 1998, Koketsu y Dial, 1997 y Aherne, et al 1999). Pettigrew y Esnaola (2001) establecen la importancia de que exista un consumo alto de alimento en cada una de las semanas de lactación. Este bajo consumo de alimento crea un problema en la mayoría de las porquerizas Latinoamericanas, no solo aquellas que tienen las líneas genéticas, sino también en porquerizas con razas tradicionales que se han seleccionado para una alta producción. Sin embargo, un aspecto interesante a diferenciar es el efecto de un bajo consumo entre las cerdas de razas tradicionales y las nuevas líneas genéticas de alta prolificidad. En cerdas tradicionales una mala alimentación y su efecto sobre la condición corporal es que la cerda puede por uno o dos partos soportar por medio de las reservas corporales la alimentación de sus lechones y no afectar significativamente sus rendimientos productivos y reproductivos, pero a un tercer parto, si la alimentación no se corrige, se desgastan esas reservas, los rendimientos se afectan y existe una posibilidad alta que la cerda no quede preñada y haya que reemplazarla (Campabadal, 1990). En cambio con las líneas genéticas, como son animales de un alta prolificidad y existe una mayor demanda de nutrimentos, una mala alimentación, producto de un bajo consumo de alimento, afectará más severamente la condición corporal de la cerda y sus rendimientos se verán afectados y las cerdas deberán ser reemplazadas en el primero o segundo parto. Un ejemplo es con las cerdas Camborough, estas deben consumir 7.3 kg/día; sin embargo, en climas cálidos ese consumo es casi imposible de alcanzar. Cuando esas cerdas consumen un kg menos por día, es decir 6.4 kg los tejidos de reserva son movilizados hasta en un total de 11.4 kg durante los 21 días de lactación (PIC, 1996). Cuando el animal consume menos, la pérdida de condición es mayor. Esta compañía establece que los consumos para cerdas adultas no deben ser menores a 7.4 kg y en las cerdas jóvenes de 6.4 kg. Existen otras líneas genéticas de alta prolificidad, como es la línea Dalland que ha sido seleccionada para un alto consumo durante la etapa de lactación. Estas cerdas tienen la habilidad de consumir niveles altos de alimento en zonas calientes. Más bien consumos muy altos tienen
  84. 84. 3 un efecto negativo en ese tipo de cerdas, ya que cuando el consumo es muy alto el metabolismo de la cerda se vuelve anabólico y es peligroso que la cerda cicle en la paridera antes de ser destetada. Ellos recomiendan suministrar una cantidad de 2 kg para la cerda y de 0.4 a 0.6 kg por lechón amamantado. También recomiendan un programa gradual de alimentación pues si los niveles de consumo son aumentados muy rápido al inicio de la lactancia, la cerda produce más leche de la que consumen los lechones, esta sobreproducción de leche produce una presión sobre la glándula mamaria que causa un problema denominado síndrome hipogaláctico post parto (Geesting, 2001). Un punto importante a considerar cuando la alimentación no es adecuada, es que el porcicultor trata de solucionar el problema cuando la cerda ya está flaca y lo que en realidad debe hacer es prevenir, mediante un estricto control del consumo de alimento. Brooks (1992) establece que en la mayoría de los casos, el consumo de la cerda es individual, pero que este se fija en base a un valor promedio de la porqueriza, por lo que en muchas ocasiones puede existir un subconsumo o bien un sobreconsumo. El consumo de alimento para obtener los máximos rendimientos productivos debe ser a libre voluntad, para garantizar un máximo consumo de nutrimentos. Piva (1993) concluye que por cada 1 kg adicional de alimento que la cerda consuma durante la lactación, esta producirá 0.55 lechones más en la próxima camada. Pero que a su vez por cada 10 kg de pérdida de peso corporal, la siguiente camada se reducirá en 0.5 lechones. El bajo consumo de alimento es más aparente en cerdas primíparas en ambientes calientes y cuando las cerdas son sobrealimentadas durante la gestación. Deben hacerse todos los esfuerzos posibles para maximizar el consumo de alimento en la etapa de lactación, para minimizar la pérdida de condición corporal y maximizar la producción de leche. Cuando el consumo de alimento no puede incrementarse utilizando prácticas de manejo, es necesario aumentar la densidad de nutrimentos en la dieta, buscando así, incrementar el consumo de ellos. El consumo inadecuado de alimento durante la lactación conduce a un excesiva pérdida de peso que implica muchos problemas asociados al hato reproductivo (Reese et al, 1982; Verstagen et al., 1985). Estos problemas son un mayor número de días abiertos, una reducción en el tamaño de camada, una disminución en la producción de leche y menores pesos al destete. Eastham et al (1988) estudiaron el efecto del consumo de alimento durante la etapa de lactación, sobre el grosor de la grasa dorsal (Cuadro 1) y establecen que la única manera de no afectar las reservas corporales de la cerda, es proporcionar una alimentación a libre voluntad durante el periodo de lactación.
  85. 85. 4 Cuadro 1 Efecto del consumo de alimento sobre el tamaño de la grasa dorsal ------------------------------------------------------------------------------------------- Consumo de alimento Cambio en grasa dorsal kg m.m -------------------------------------------------------------------------------------------- 2.00 - 9.00 3.50 - 6.10 5.00 - 3.90 6.50 - 2.90 ------------------------------------------------------------------------------------------- Eastham et al (1988) La meta en una granja porcina es maximizar el consumo de alimento. Sin embargo existen muchos factores afectan el consumo de alimento de la cerda durante la lactación (Aherne, 1990) y el porcicultor debe conocer esos factores para poder mediante manejo y nutrición, garantizar un óptimo consumo de alimento. Entre los factores más importantes están: • Número de parto • Tamaño de la camada • Apetito de la cerda • Consumo de alimento en gestación • Temperatura ambiental • Presentación del alimento • Frecuencia de alimentación • Tipo de facilidades • Disponibilidad de agua Numero de parto El consumo de alimento se ve afectado por el número de partos. Las cerdas de primer parto consumen 15% menos alimento, que las cerdas multíparas (Cuadro 2). El consumo va en aumento hasta el sexto parto, pero el mayor aumento ocurre en los primeros tres partos. Además, el consumo de alimento se incrementa al principio de la lactación llegando a su pico entre el día 17 y el 21. El patrón de consumo es similar al de la producción de leche (Weldon, 1993), la cual alcanza su mayor producción entre la tercera y cuarta semana Cuadro 2 Variación en el consumo de alimento de acuerdo al número de parto
  86. 86. 5 Parto 1 2 3 4 Alimento kg/día % de Cerdas < 3.00 8.00 1.00 3.00 4.00 3.10 - 4.00 32.00 7.00 4.00 4.00 4.10 - 5.00 45.00 43.00 32.00 28.00 5.10 - 6.00 15.00 41.00 52.00 54.00 • >6.00 0.00 8.00 9.00 13.00 Promedio kg/día 4.20 5.00 5.10 5.30 Lynch (1988); Dieta 3.00 Mcal/kg de Energía Digestible. El bajo consumo de las cerdas a primer parto es el factor determinante en la caída en productividad de las cerdas a segundo parto, donde se aumenta el número de los días abiertos y se reduce el tamaño de la camada. Muchos nutriólogos recomiendan formular dietas con mayor densidad de nutrimentos, para evitar la pérdida de grandes cantidades de proteína y minerales. Tamaño de la Camada El tamaño de la camada también afecta el consumo de alimento durante la lactación. Cerdas con camadas mayores consumen más alimento que las cerdas con camadas pequeñas. Esto está relacionado a la mayor producción de leche de las camadas más grandes. Sin embargo, el consumo adicional no compensa la mayor cantidad de nutrimentos que se requieren para una alta producción de leche. Se ha estimado que por cada cerdo en la camada, la cerda necesita consumir de 0.5 a 0.6 kg más de alimento, pero en la práctica esta consume apenas 0.225 kg (Verstagen, 1985). Esta diferencia entre el consumo de nutrimentos y la producción de ellos en la leche, hace que la cerda pierda condición corporal a fin de poderlos satisfacer. Elsley (1973) demostró que conforme aumenta el tamaño de la camada existe una mayor producción de leche y un mayor requerimiento energético por lo que es necesario ajustar el consumo de energía conforme se incrementa el tamaño de la camada. Apetito de la Cerda Un factor importante a considerar en el programa de alimentación de la cerda lactante es el apetito de la cerda. Aherne (1989) concluye que con el desarrollo de las líneas genéticas, los animales seleccionados para una mayor proporción de tejido magro presentan menor consumo voluntario de alimento por lo que el porcicultor debe garantizar un mínimo consumo de nutrimentos para no afectar la reproducción. Koketsu et al (1994) comparando tres tipos de genotipos encontraron que las cerdas híbridas de origen americano y las provenientes de cruces rotacionales, consumían más alimento (P<0.01) (4.9 kg), que las cerdas de genotipo de origen Europeo ( 4.3 kg). En el Cuadro 3 se presentan datos prácticos de consumos promedios de cerdas de genotipos de alta prolificidad bajo condiciones cálidas de Centro América. Estos bajos consumos de estas líneas genéticas nos demuestran que bajo condiciones de calor existe una gran probabilidad de que se presenten problemas reproductivos por una pérdida de condición corporal. Para evitar
  87. 87. 6 estos bajos consumos algunas líneas genéticas recomiendan la alimentación en escala con frecuencias de 3 a 4 veces por día. Cuadro 3 Consumo de alimento de cerdas lactantes de diferentes líneas genéticas bajo condiciones de producción de Centro América Líneas Genética Consumo (kg/día) Tradicional 5.75 P.I.C 4.60 Tradicional x P.I.C 4.80 Seighers 4.55 Boar Power 4.50 Dalland 6.10 Genetiporc 5.90 Palatabilidad La palatabilidad de la dieta también tiene un efecto sobre el consumo de alimento. Lawrence (1991) establece que el sabor, olor, textura, temperatura y consistencia del alimento puede afectar el consumo y los rendimientos de los cerdos. El principal problema encontrado a nivel Latinoamericano es la presencia de alimento descompuesto y contaminado con hongos en los comederos de la cerda. En muchas ocasiones el alimento se humedece, no se consume por un determinado tiempo, posteriormente se agrega sobre este el nuevo alimento y ocurre una descomposición, lo que da un mal sabor al alimento que limita el consumo de la cerda. Además de afectar el sabor de ese alimento, esta situación favorece el desarrollo de hongos con la producción de micotoxinas tan perjudiciales para la salud de la cerda. Un problema bastante común que afecta la palatabilidad de la dieta y como consecuencia el consumo de alimento es la utilización de grasas y aceites en estado rancio. En cualquier dieta de cerdas lactantes es obligatoria la utilización de un porcentaje de grasa o aceite para poder satisfacer el nivel ato requerido de energía de la cerda en esta etapa de producción. El problema que existe es que en muchas ocasiones la calidad de estos productos es muy mala, así como su manejo y en vez de facilitar un mayor consumo de energía, al estar en mal estado se reduce el consumo de la cerda y esta recibe una menor cantidad de este nutrimento. En muchas ocasiones si la grasa o el aceite están rancios o descompuestos, es mejor no utilizarlo, pues podemos causar un mayor daño. La combinación de un alimento húmedo, una grasa o aceite rancio y una alta temperatura ambiental, causa un olor muy desagradable al alimento que puede reducir hasta en un 50% el consumo de alimento.
  88. 88. 7 Para que el consumo de alimento no se vea afectado por la palatabilidad de la dieta, es necesario no suministrar cantidades mayores de 2 kg por servicio, preferiblemente cantidades de 0.5 a 1.0 kg, esperar que la cerda lo consuma y luego suministrarle otra cantidad. Cuando el alimento se humedece, esperar a que la cerda se lo consuma y nunca agregar el nuevo alimento sobre el viejo. Es importante estar controlando la temperatura del alimento, pues si el alimento se calienta es sinónimo de fermentación. Cuando se utilizan grasas o aceites tener la seguridad de que estos sean de buena calidad y no estén rancios. Existen numerosos saborizantes para mejorar la palatabilidad de la dieta y mejorar el consumo de alimento. El problema con estos aditivos es que la respuesta es muy variable y productos que funcionan en una granja, muchas veces el efecto no se repite en otra operación. Además si se tienen los cuidados antes mencionados, el efecto de estos productos es mínimo. Consumo de alimento durante la gestación El consumo de alimento durante la lactación a su vez está influenciado por el consumo de alimento durante la gestación (Cuadro 4 ). Se ha demostrado que un consumo alto durante la gestación produce un menor consumo durante la lactación (Aherne, 1989; Kirkwood y Thacker, 1999). Cerdas gordas al momento del parto consumen menos alimento en la lactación y pierden más reservas corporales (Weldon, 1992). No debe permitirse que las cerdas primerizas ganen más de 40 a 45 kg y las adultas de 30 a 35 kg en el periodo de gestación. También es importante en razas tradicionales que las cerdas al momento del parto tengan un nivel mayor de 24 m.m de grasa dorsal, aunque este valor estará determinado por el número de parto. Hardy (1994) establece una meta de grasa dorsal para toda la vida productiva de 16 a 24 m.m, no perdiendo más de 4 m.m durante la lactación. El valor recomendado al parto entre 20 a 24 m.m y al servicio entre 16 a 20 m.m de grasa dorsal. El ARC (1981) establece que las cerdas con mayor ganancia de peso presentan mayores requerimientos de mantenimiento y que además el animal se ve obligado a movilizar una cantidad extra de grasa de la que fue depositada durante la gestación. Weldon, (1993) concluye que la reducción en el consumo de alimento de las cerdas que fueron alimentadas a libre voluntad en gestación, está relacionado a una concentración baja de insulina al inicio de la lactación. Cuadro 4 Efecto del consumo en gestación sobre el consumo durante lactación Consumo Etapa Alto Medio Bajo Gestación Alimento/día, kg 2.64 2.00 1.50 Ganancia de peso, kg 67.00 48.00 30.00
  89. 89. 8 Lactación Alimento/día, kg 3.40 4.46 4.90 Pérdida de peso, kg 30.70 15.80 3.60 Aherne, (1989). Temperatura ambiental La temperatura ambiental tiene un efecto significativo sobre el consumo de alimento y sobre los rendimientos productivos de las cerdas y sus camadas (Curtis, 1988; Kirkwood y Thacker, 1999). La productividad de las cerdas disminuye conforme aumenta la temperatura por arriba de los 25 Cº. Las cerdas en climas cálidos tienden a reducir el consumo de alimento para disminuir la carga de calor interno, producto de la digestión y del metabolismo de nutrimentos. La temperatura óptima varía de 15 a 25 Cº y por cada aumento en un 1Cº, se produce una disminución del orden de 0.1 kg en el consumo de alimento (Aherne, 1988). Numerosos trabajos de investigación han demostrado el efecto negativo de las temperaturas altas sobre el consumo de alimento. Black et al. (1993) realizaron una revisión de literatura donde encontraron una alta correlación entre la temperatura ambiental y el consumo voluntario de las cerdas y concluyeron que existe una necesidad de controlar el estrés calórico para garantizar un nivel alto de consumo. Lynch (1978) demostró una reducción de un 13% en el consumo voluntario de alimento cuando la temperatura varió de 21 a 27Cº. Trabajos reportados por Piva (1993) sobre el efecto de la temperatura ambiental en los rendimientos de la cerda están presentes en el Cuadro 5. Este autor enconaró reducciones hasta en un 35% en el consumo de alimento cuando la temperatura varío de 18 a 30 C. La disminución en el consumo de alimento, redujo a su vez los rendimientos productivos de las cerdas. Cuadro 5 Efecto de la temperatura ambiental sobre consumo de alimento Temperatura Cº -------------------------------------------- Parámetros 18 25 30 ----------------------------------------------------------------------------------------------- Consumo de alimento, kg/día 6.46 6.13 4.20 Pérdida de peso, kg/día 0.11 0.28 0.86 Ganancia de peso de la camada
  90. 90. 9 (kg/día) 1.91 1.83 1.51 ---------------------------------------------------------------------------------------------- Campabadal (1990) comparó los rendimientos de las cerdas en la etapa de lactación de dos porquerizas que recibían el mismo tipo alimento, pero con diferentes temperaturas ambientales. Existió una reducción en el número de cerdos destetados, peso al destete y número de días para entrar en celo (Cuadro 6). En forma similar Kirkwood y Thacker (1999) concluyen que cerdas mantenidas a bajas temperaturas (21 grados centígrados), consumían más alimento, perdían menos peso y destetaban cerdos más pesados que las mantenidas a temperaturas más altas (27 grados centígrados). Ellos también concluyen que el aire fresco es un excelente estimulador del consumo de alimento y recomiendan una ventilación que suministre una tasa de ventilación de 140 L/cerda/segundo. Cuadro 6 Efecto de la temperatura sobre los rendimientos de cerdas lactantes Temperatura Cº ------------------------- Parámetros 22 ± 2 28 ± 2* No. de cerdos destetados 8.50 7.80 Peso al destete, kg 8.80 7.40 Días celo post-destete 8.10 10.40 • Diferentes (P<0.05). Como se mencionó anteriormente, las líneas genéticas al ser más magras presentan un menor consumo de alimento y esto se complica más en climas cálidos. En el Cuadro 7 se presentan valores de consumo promedio para líneas genéticas bajo temperaturas promedios de 23 y 29 C° en Centro América. Cuadro 7 Efecto de la temperatura sobre el consumo de alimento en líneas Genéticas en porquerizas de Centro América Línea Genética Temperatura C ------------------------------------------------- 23 29 ------------------------------------------------------------------------------------------------------------ P.I.C 6.80 5.10 Dekalb 6.95 5.05 Dalland 7.15 6.05 Tradicionales 7.35 6.15 Genetiporc 6.90 5.15
  91. 91. 10 El efecto de la temperatura puede ser corregido mediante el diseño de instalaciones que disminuyan el estrés calórico, como es la utilización de un ambiente controlado, utilizando túneles con enfriadores, aspersores con ventiladores etc. Cuando la porqueriza está construida y no se consideró el manejo ambiental, el porcicultor debe utilizar ciertas prácticas de manejo y nutrición que puedan ayudar a disminuir el estrés calórico y aumentar el consumo de alimento. Varias prácticas de manejo se recomiendan para disminuir el efecto negativo de la temperatura, entre las que sobresalen el uso ventiladores, extractores de aire, goteo etc. Entre las prácticas de manejo, la utilización del sistema de goteo sobre la nuca de la cerda en la etapa de lactación ha producido resultados positivos en los rendimientos productivos de las cerdas. Animales con el sistema de goteo consumieron más alimento, perdieron menos peso y produjeron camadas más pesadas (Cuadro 8) (Nichols et al., 1982). Stansburry et al (1986) y McGlone et al (1988) establecen que este sistema funciona cuando la temperatura ambiental en la maternidad es superior a los 28 Cº. Cuadro 8 Efecto del sistema de goteo sobre los rendimientos productivos de la cerda lactante Tratamientos Testigo Goteo* Consumo de alimento kg/día 4.80 5.80 Pérdida de peso, kg 17.50 3.80 Peso de la camada destete, kg 51.00 56.30 Tasa de respiración/minuto 63.60 28.50 Diferencias (P<0.05). Pettigrew y Esnaola (2001) presentaron una revisión de literatura (Cuadro 9) sobre el efecto del goteo sobre el consumo de alimento y demostraron que la caída de una gota de agua sobre el hombro de la cerda era una práctica muy efectiva para reducir el estrés calórico y aumentar el consumo de alimento. Cuadro 9 Efecto del goteo sobre el consumo de alimento en cerdas lactantes Referencia Consumo de alimento kg/día ----------------------------------------------------------------------------- Testigo Goteo Diferencia % sobre el testigo Murphy et al 1997 4.79 5.74 0.95 + 25 Sandoval 1995 5.50 6.10 0.60 +11 Romero 1991 6.31 6.41 0.10 +11 Stansbury et al 1986 4.24 5.74 1.50 +35.4 Stansbury et al 1986 4.98 6.61 1.63 +32.7
  92. 92. 11 McGlone et al 1998 Exp 1 piso plástico 3.09 5.89 2.80 +90.6 Exp 2 piso concreto 3.99 5.29 1.30 +32.6 Exp 3 sin grasa 5.33 7.03 1.70 +37.5 Exp 4 con grasa 4.63 6.19 1.56 +33.7 Promedio 4.82 6.04 1.22 +33.70 Existen sistemas computarizados para controlar el uso del goteo; sin embargo, un método barato es la utilización de un tuvo de PVC con pequeñas aberturas. Si es importante que las cerdas estén en un sistema de parideras levantadas para evitar que el piso se moje y se afecten los lechones (Stansbury et al, 1986 y McGlone et al, 1988). Es importante diferenciar entre el goteo y la utilización de neblinizadores. El goteo enfría los animales mientras que el agua en forma de niebla enfría el aire y en climas húmedos no es una práctica recomendable, pues satura más la humedad y las cerdas se les dificulta respirar. El uso de ventiladores e instalaciones apropiadas son formas que también ayudan a disminuir el estrés por calor e incrementar el consumo de alimento. Proveer una ventilación adecuada para remover el calor generado por las cerdas es un principio básico en las prácticas de manejo ambiental (Pettigrew y Esnaola, 2001). Estos autores recomiendan que la ventilación puede ser suplida por medio del viento, gravedad o por ventiladores, pero cualquier método que se escoja debe estar bien diseñado para estar seguro que todas las áreas de la maternidad reciban una cantidad adecuada de aire fresco. Existen otras prácticas que ayudan a disminuir la temperatura de las maternidades por una disminución en la carga de calor radiante que afecta el techo del edificio. Estas prácticas son efectivas cuando el techo no tiene un aislante y consiste en pintar el techo de blanco y mojarlo durante las horas más calientes. Pettigrew y Esnaola (2001) establecen que mojar el techo disminuye entre 4 a 5 grados centígrados la temperatura del aire entre el edificio. Un punto importante a considerar en climas cálidos es la altura de los techos. Esta en maternidades abiertas con ventilación natural deben estar a una altura mayor de 4 metros y el techo debe cubrir completamente la instalación. Además debe haber una distancia mayor de 20 metros entre edificios para garantizar un adecuado movimiento del aire. Existen otros métodos como son el enfriamiento evaporativo que consiste en hacer pasar aire fresco a través de una pared impregnada de agua que enfría el aire por evaporación. Existen un sistema denominado “enfriamiento de la trompa”, que consiste en permitir la entrada directa de aire en la trompa de la cerda, permitiéndole a ella respirar un aire frió, lo que causa un enfriamiento de sus pulmones y como consecuencia de su cuerpo. Este sistema se ha demostrado que aumenta el consumo de alimento (Stansbury et al 1986), pero menos que el goteo (McGlone et al. 1988). En áreas donde la humedad relativa es mayor al 70% la combinación de ventiladores y goteo es un método efectivo para enfriar a los animales. Los ventiladores se pueden poner distribuidos en la maternidad cada 15 a 20 metros, dependiendo del tamaño del ventilador. La ventaja de este sistema es que el aire favorece la evaporación del calor en la piel húmeda de la cerda.
  93. 93. 12 En relación al manejo nutricional, excepto para el nivel de la proteína, se recomienda incrementar los requerimientos de nutrimentos en un 10% a temperaturas ambientales superiores a 25Cº. La utilización de grasas y aceites pueden ayudar a aumentar el consumo de energía y a disminuir el estrés calórico metabólico. También el uso de aminoácidos sintéticos ayuda a disminuir el calor metabólico. Recientemente, ha existido un poco de contradicción en la utilización de grasas en la dieta de cerdas lactantes. Pettigrew y Esnaola (2001) concluyen que en general, la adición de grasas a la dieta de cerdas lactantes aumenta el consumo de energía metabolizable, pero reduce el consumo de alimento en cerdas que no están en estrés calórico (Petigrew y Moser, 1991). Este consumo de energía es mayor en clima cálido y permite una mayor transferencia de la cerda a la camada, resultando en pesos mayores al destete y mejores rendimientos reproductivos. Sin embargo, la pregunta estriba, si esta situación se mantiene cuando una alta proporción de esa energía proviene principalmente de las grasas. Aherne, (1999) encontró que la hormona insulina es responsable en parte de los rendimientos reproductivos cuando ocurre un incremento en el consumo de energía metabolizable. Un aumento de esta energía produce un aumento en los niveles de insulina circulantes, pero esta insulina responde mejor al consumo de carbohidratos que de grasas. Por lo tanto en teoría sustituir grasas por carbohidratos puede disminuir la concentración de insulina y afectar la reproducción. Sin embargo, trabajos (Lorschy et al 1997 y Van den Brand et al 2000) concluyen que si hay efecto detrimental de las grasas sobre la reproducción este es mínimo. Esto nos lleva a concluir que es beneficioso la utilización de grasas en la dieta de cerdas lactantes estresadas por calor. El tipo de dieta que se suministre durante el período de estrés por calor tiene un efecto importante sobre los rendimientos de las cerdas. La cantidad de calor producida por el cuerpo producto de la digestión y el metabolismo de las grasas es menor que el producido por almidones y fibra, por lo que las calorías son más eficientemente utilizadas para la producción de leche que cuando se derivan de almidones o fibra (Schogenherr, 1989) (Cuadro 10). Cuadro 10 Efecto de la fuente de energía sobre los rendimientos de las cerdas en climas cálidos Fuente de energía ---------------------------------------------------------- Parámetros Fibra Almidón Grasa ------------------------------------------------------------------------------------- Peso al destete, kg 4.67 4.85 5.31* Producción de leche , kg 7.33 7.47 7.62 % de grasa 5.18 5.75 6.80* % de proteína 4.90 4.80 5.10 Respiración/min. 101.4 106.5 98.70 • Diferencias (P<0.05).
  94. 94. 13 Otro aspecto que ha contribuido a un poco a confusión es el nivel de proteína en la dieta y la suplementación de aminoácidos cristalinos. Es bien sabido que el exceso de aminoácidos deben ser metabolizados y el nitrógeno excretado como urea y este proceso metabólico genera calor y como consecuencia se incrementa la carga calórica de la cerda aumentando el estrés calórico y reduciendo el consumo de alimento. Investigaciones de Johnston et al (1999) sugieren que la reducción del nivel de proteína y utilización de aminoácidos cristalinos es beneficioso en ambientes cálidos, pero detrimental en ambientes con temperaturas neutrales. De este se concluye que este efecto puede ser producto que en temperaturas calientes se redujo el incremento calórico del alimento; mientras que en climas fresco el efecto negativo se debió a una deficiencia de valina, cuyos requerimientos no se satisfacieron en una dieta baja en proteína. La pregunta que se hace un porcicultor de climas cálidos, es cuanto se debe bajar el nivel de proteína sin afectar el requerimiento de aquellos aminoácidos que no se pueden suplementar en forma cristalina y a su vez obtener la ventaja de una dieta baja en proteína y su efecto sobre el estrés calórico. La forma más correcta es formulando utilizando el concepto de ‘’ Proteína Ideal’’. Para esto se calcula el requerimiento de lisina total o digestible utilizando las fórmulas propuestas por Pettigrew et al. (2004) y el N.R.C (1998). El requerimiento de lisina está basado en la ganancia de peso de la camada y esta es un indicador de la producción de leche. Las fórmulas son las siguientes: Requerimiento de lisina total (g) = 26 x ganancia de peso la camada (kg) – 6.71 Lisina digestible aparente (g) = 22 x ganancia de peso la camada (kg) – 6.39 La ganancia de peso la camada se puede calcular fácilmente restando el peso de la camada al destete menos el peso de la camada al nacimiento y este valor se divide entre los días en lactación. Para calcular el porcentaje de lisina en la dieta, este valor de gramos de lisina por día se divide entre el consumo de alimento. Una vez que conozcamos el porcentaje de lisina en la dieta se calcula la proteína ideal, tomando el valor de lisina como un 100% y ajustando los aminoácidos limitantes treonina, metionina, triptofano y valina a una relación de 60, 50, 20 y 100% del requerimiento de lisina, respectivamente. Luego por medio de programación lineal se balancea la dieta para satisfacer esos requerimientos. Trabajos recientes realizados en la Universidad de Illinois (Kim et al 2004) establecen un nuevo sistema de proteína ideal denominado “Proteína ideal Dinámica”, donde se utiliza diferentes porcentajes de utilización de los amino ácidos según la movilización de tejido corporal. Presentación del alimento La presentación del alimento tiene un efecto importante sobre el consumo durante el período de lactación. El alimento se puede presentar en tres formas que son harina, húmedo y líquido. Alimento húmedo produce un incremento en el consumo del mismo (Cuadro 11) hasta de un 12% (Hardy, 1994) y además existe una menor pérdida de condición corporal en la cerda. El problema que ocurre en climas tropicales es que si ese alimento no se maneja en forma adecuada puede ocurrir la proliferación de hongos con la respectiva producción de micotoxinas. También el alimento peletizado o en cubitos produce mejor consumo de alimento que la dieta en forma
  95. 95. 14 de harina (Piva, 1993). Esto es producto de una mayor facilidad al consumir un bocado de alimento. Cuadro 11 Efecto de la consistencia del alimento sobre el consumo del mismo por las cerdas Parámetro Seco Húmedo Consumo kg/día 4.70 5.30 Consumo de energía MJ/día 62.30 69.30 Pérdida de peso, kg 29.80 23.20 Una excelente alternativa que se utiliza mucho en Europa es la alimentación líquida. Sin embargo, se requieren equipos especiales para que este sistema trabaje eficientemente. Además de un excelente manejo. En Dinamarca, Christiansen (1994) recomienda que con alimentación líquida, los primeros 4 días se suministran 2 kg de alimento, luego incrementar el alimento 0.5 kg diario por los siguientes 4 días, excepto durante los últimos tres días de la semana y luego incrementar el alimento los primeros días de la siguiente semana, si el comedero queda vacío. Los 3 últimos días de cada semana nunca se incrementan. Esto permite a las cerdas de primer parto consumir entre 7 y 8 kg al final de la lactación y la las cerdas adultas de 9 y 10 kg. Este sistema también permite una alta producción de leche y un excelente peso al destete. Procesamiento del alimento El efecto del procesamiento de los granos sobre los rendimientos de cerdas lactantes fue estudiado por Hancock et al (2004). Ellos encontraron que al comparar 4 tamaños de partícula (1400, 900, 600 y 400 micrones), las cerdas consumiendo el alimento con el tamaño menor de partícula presentaba un consumo mayor y de igual forma lo era la digestibilidad de los nutrimentos. Como resultado de esto se obtuvo un mayor consumo de energía digestible (14%), lo que produjo un incremento en un 11% en el peso de las camadas al destete. Además, se presentó una reducción de entre 21 y 31% en la excreción de materia seca y de nitrógeno, respectivamente, lo que tiene una implicación importante en la reducción de la contaminación ambiental y en el manejo de los desechos porcinos. Una reducción muy grande en el tamaño de partícula también puede causar problemas en la elaboración de los alimentos y en la presencia de ulceras gástricas. Cuando el tamaño de partícula se reduce a valores menores de 650 micrones, se mejora la digestibilidad, pero se afecta el costo de molienda y la eficiencia de producción del molino. Además, cuando el producto está molido muy fino, se presentan problemas en la salida de los alimentos de los comederos por un efecto de compactación. También cuando el tamaño de partícula es muy reducido (300 micrones) se presentan problemas de úlceras estomacales (Easter y Ellis, 2000). Frecuencia de alimentación
  96. 96. 15 Por razones de manejo, en aquellas granjas porcinas que no tienen un sistema automático de alimentación, incrementar la frecuencia de alimentación aumenta el consumo de alimento, especialmente en climas cálidos. El efecto de la frecuencia de alimentación sobre el consumo de alimento depende de la temperatura ambiental. En un estudio comparativo del N.R.C-89, (1990) encontraron que al comparar dos frecuencias de alimentación 1 y 3 veces por día no hubo efecto sobre el consumo de alimento, esto a una temperatura de 24 Cº. Sin embargo, en condiciones tropicales con temperaturas superiores a los 28Cº, entre más se estimule a la cerda a consumir durante el día, mayor será el consumo (Cuadro 12). Un punto importante a considerar cuando se aumentan las frecuencias de alimentación es suministrar cantidades que varíen de 0.5 a 1 kg por alimentación y darlas a las horas más frescas del día, preferiblemente de 5 a 9 am y de 4 pm en adelante. Utilizar las horas nocturnas para alimentar tiene un efecto positivo sobre el consumo de alimento. Experiencias con cerdas P.I.C que se les suministro alimento en horas frescas de 8 a 10 veces por día, su consumo se incrementó de 4.6 a 6.7 kg. Cuadro 12 Efecto de la frecuencia de alimentación sobre el consumo de alimento --------------------------------------------------------------------------------------------- Frecuencia (veces/día) kg de alimento/día --------------------------------------------------------------------------------------------- 2 4.80 4 5.10 6 5.70 --------------------------------------------------------------------------------------------- Bajo condiciones tropicales, la frecuencia de alimentación es mejor incrementarla de 6 a 8 veces por día, especialmente durante la noche cuando las temperaturas ambientales son más bajas. Tipo de Facilidades El tipo de piso en que se aloja la cerda, también tiene un efecto sobre el consumo de alimento en lactación. Koketsu et al. (1994) encontraron que las cerdas alojadas en pisos de tipo Tri-bar consumían (P<0.01) más alimento (5.0 kg), que en piso cubierto de plástico (4.6 kg) y que el entrelazado de hierro (4.5 kg); de igual forma las cerdas con el bebedero entre el comedero consumieron más (4.9 kg) que las cerdas con bebedero de tetina (4.4 kg). En relación al tipo de paridera, el efecto está más relacionado a la facilidad que tenga la paridera en sus dimensiones para disminuir el efecto del estrés. Un problema que a veces se encuentra es que las parideras
  97. 97. 16 son muy pequeñas para el tamaño de la cerda, por lo que no se sienten confortables y esto afecta su consumo. Un factor muy importante es el tamaño y diseño del comedero. Es imposible que una cerda consuma un alimento adecuadamente si el comedero es pequeño y además es incómodo. Los comederos deben tener un tamaño y forma adecuada que le permita a la cerda comer libremente sin desperdiciar el alimento Disponibilidad de agua El consumo de agua es esencial para maximizar los rendimientos productivos de la cerda y su restricción conduce a una disminución en el consumo de alimento y por lo tanto en la producción de leche. Esta situación es más crítica en climas cálidos con temperaturas superiores a los 28Cº. El agua debe ser abundante, limpia y libre de contaminantes. Brooks (1992) recomienda que los bebederos de las cerdas lactantes provean 1500 ml de agua por minuto a fin de tener una buena disponibilidad del líquido. Sin embargo bajo condiciones tropicales es mejor tener una disponibilidad de agua limpia de 2 litros/minuto. Investigadores de las Universidades de Purdue, Michigan State y Ohio State (Tri-State, 1998) recomiendan un suministro de 8 a 10 galones de agua por día para cerdas en lactación. En general, el sistema de alimentación puede variar mucho dependiendo de las condiciones climáticas, manejo, genética de la cerda y el tipo de dieta que se suministre a las madres. En condiciones tropicales el mejor sistema es aquel que permita un mayor consumo de alimento. En conclusión para maximizar los rendimientos productivos de una cerda lactante es necesario alimentarla a libre voluntad con una dieta de buena calidad, sin ingredientes de rellenos, que sea alta en energía y mantener condiciones de sanidad y de ambiente óptimas en la sala de maternidad. BIBLIOGRAFIA Aherne, F.X. 1988. Nutrition and sow prolificacy. In: Proceedings A.F.I.A Nutrition Symposium. Profitable Animal Nutrition for the Future. pp 228-260. Aherne, F. 1989. Nutrition of the Sow. Proceedings of the Banff Pork Seminar. Jan 25-27- 1989. Aherne, F.X. 1996. Feeding Gilts and Sows. Proc. Swine Day. Guatemala. American Soybean Association. 12 p. Aherne, F. 1999. Feeding the Lactating Sow. Manitoba Agriculture and Food. Livestock. www.gov.mb.ca/agriculture/livestock/pork/swine/bab 10s04.html. Aherne, F.X., G.R. Foxcroft, J.E. Pettigrew. 1999. Nutrition of the sow. In B.E. Straw, S.D’Allier, W.L. Mendeling and D.J. Taylor (Ed.). Diseases of Swine 8th Edition. Pp 1029- 1043. Aherne, F. 2004. Feeding Strategies for lactating sows. NHP. Sep. 15, 2004. A.R.C. Agricultural Research Council. 1981. Nutrient Requirement of the Pig. England.
  98. 98. 17 Black,J.L. , B.P. Mullan. 1993. Lactation in the sow during heat stress. Lvstk. Pro. Sc. 35:153- 170. Brooks, P. 1992. Feeding the super sow: A European Perspective. In: Proceedings Manitoba Swine Seminar. Vol 6: pp 79-90. Campabadal, C. 1990. Importancia de la energía en la alimentación de cerdas lactantes. Asociación Americana de Soya A.N. 78: pp 1.12. México Christiansen, J. 1994. Sow management and feeding to optimize performance. In Proc. Sixth PIC International Seminar. Curtis. S.E. 1988. Physiological response and adaptations of swine. In: Stress Physiology in Livestock. Volume II, pp.59-65. Easter, R. E. and M. Ellis. 2000 Feed Manufacture. In Proc. Lance Swine Course. Chapter 10 pag. San Jose, Costa Rica. Eastham, P.R.., W..C. Smith, C.T. Whittemore and P.Phillips. 1988. Response of lactating sows to food level. Animal Production. 46:71-78. Elsley. F.W.H. 1973. Nutrition of the female pig during pregnancy and lactation. Paper presented to the pig commission. Vienna. European Association of Animal Production. Geesting, P. 2001. Sow feeding in practice. Dalland service and development group 01. Hancock, J. D. 2000. Grinding and mixing of ingredients to produce quality of feed for swine. In Proc. Lance Feed Manufacturing Course. San Jose, Costa Rica. 12p. Hardy, B. 1994. Nutrition and feeding of prolific sows. Sixth PIC International Seminar. Johnston, L.J., M. Ellis, G.W. Libal, V.B. Mayrose, W.C. Weldon, and the N.R,C.-89 Committee on Swine Management. 1999. Effect of room temperature and dietary amino acid concentration on performance of lactating sows J. Anim. Sci. 77:1638-1644. Kim, S. W., D. H. Baker and R. A. Easter. 2004. Dynamic Ideal Protein. A novel approach to feeding lactating sows. University of Illinois Animal Science Department. Kirkwood, R. N. and P.A. Tacker. 1999. Feeding and management the sow during lactation. Saskatchewan Agriculture and Food. University of Saskatchewan. 1-7p. Koketsu, Y., G.D. Dial, W.E. Marsh, J.E. Pettgrew and V. L. King. 1994. A field survey on the effect of equipment and genotype on lactation feed intake in commercial swine herds. J. Anim. Sci. 72: Suppl. 1. 1281. Koketzu, Y and G.D. Dial. 1997. Factors influencing the postweaning reproductive performance on commercial farms. Theriogenology. 47:1445-1461. Lawrence. T.L.J. 1991. Influence of palatability on diet assimilation in non ruminants. In Swine Nutrition and Production. pp 115-146. Lorschy, M.L.,J.E Pettigrew, A.F. Sower, M.E. White, G.D. Dial, L.J. Jonston, and J.E. Wheaton. 1997. Effect of dietary fat versus starch on metabolic state and release of LH for lactating primiparous sows. J. ANIM. sC. 75 8suppl 1) 76: (abstr.).
  99. 99. 18 Lynch. P.B. 1978. Effect of environmental temperature on sow performance. In: Proc. Moorepark Pig farming conference, pp 18-20. Lynch. P.B. 1988. Sow feed consumption according to litter number. B.S.A.P. Mahan, Feeding the modern sow. – do we really know how. 2004 Midwest Swine Nutrition Conference proceedings-. Pag 3 to 14. McGlone, J.J., W.F. Stansbury and L.F. Tribble. 1988. Management of lactating sows during heat stress: effects of water drips, snot coolers, floor type and high energy-density diet. J.Anim. Sci. 66:885-891. Murphy, J.P.,D.A. Nichols, and L.F. Ttibble. 1987. Drip coolong of lactating sows. Appl. Eng.In. Agric. 3:200-202. Nichols, D.A., Murphy, J.P., Pollman, D.S., and Ames, D.R. 1982 .Value of sprinklers to reduce heat stress in lactating sows. Kansas Swine Report of Progress. 422. NRC-89 Committee on Swine Confinement Management. 1991. Effect of nipple drinker water flow rate and season on swine lactation performance J. ANIM. Sci. 69 (Supple 1) 482 (Abstr). N.R.C. Nutrient requirement of domestic animals. 1998. Tenth Ed. Nutrient Requirement for Swine. National Academy of Science. Washington. D.C. Pettigrew, J.E. 1993. Amino acid nutrition of gestating and lactating sows. Nutri-Quest, Inc. Special Publication # 5. 18 p. Pettigrew, J.E. 1998. Nutrition and prolificacy. In S. Done, J. Thomson and M.Varley. (Ed.) Proc. The 15th International Pig Veterinary Society Cong. Vol 1 p 319-323. Pettigrew, J.E. and R. L. Moser. 1991. Fat in Swine nutrition. In: E.R. Miller, D.E. Ullrey, and A.J. Lewis (Ed.) Swine Nutrition. Butterworths, Stoneham, Mas Pp 133-145. Pettigrew, J.E. and M.A. Esnaola. 2001. Sow Nutrition and management. In: Advance Swine Production Tecnology Course. P1-13. Pettigrew, J.E., K.T. Soltwedel and M.A. Esnaola. 2004. Nutrition of the lactating sows. En International Swine Nutrition Seminar. University of Illinois. PIC. 1996. Nutrition of Sows. Practical recommendations Technical Update. Vol 2 No.2. Romero, J. 1991. Efecto del enfriamiento por goteo en el comportamiento de cerdas lactantes y sus camadas Tesis. Ing. Agr. Escuela Panamericana, Zamorano, Honduras. 45.p. Piva, J.H. Desafíos de la producción porcina en climas cálidos. Quinto Seminario Internacional de PIC. Desmoines, Iowa. Reese D.E. , D.E. Moser. Peo, A. W. Lewis, D.R. Zimmerman, J.E. Kinder and W. W. Stroup. 1982. Influence of energy intake during lactation on the interval from weaning to first estrus in sow . J. Anim. Sci. 55:590. Sandoval, V.M. 1995. Efecto del enfriamiento por goteo en el desempeño de cerdas lactantes y sus camadas. Tesis. Ing. Agr. Escuela Panamericana, Zamorano, Honduras. 54.p.
  100. 100. 19 Schoenherr,W.D.,T.S. Stahly, and G.L.Cromwell. 1989. The effect of dietary fat and fiber addition on yield and composition of milk from sows in a warm or hot environment J. Anim. Sci. 67:482-495. Stansburry, W.F.,J.J. McGlone, J.L. Morrow, and L.F. Tribble. 1986 Sow and piglet performance during heat stress: Effects on floor type,drippers, snout coolers and fat. J. Anim. Sci. 63 (Suppl 1): 176. (Abstr.) Tri-State. 1998. Swine Nutrition Guide. Purdue University, Ohio State University and Michigan State University. Bull. 869. P50-62. Van den Brand, H., S.J. Dieleman, N.M. Soede, and B . Kemp. 2000. Dietary energy source at two feeding levels during lactation of primiparous sows. I effect on glucose, insulin and luteinizing hormone and on follicle development, weaning to estrus interval and ovulation rate J. Anim. Sci. 78:396-404. Verstegen, M.W.A., J.M.F. Verhagen, and L.A. den Hartog. 1987. Energy requeriments of pigs during pregnancy. Livestock Prod. Sci. 16:75. Weldon, W.C. 1993. Factors that affect feed intake in lactation. Ohio Swine Research and Industry Report.1992-1993. p 105.
  101. 101. ASOCIACION PERUANA DE PORCICULTORES 9º SEMINARIO INTERNACIONAL DE PORCICULTURA Interacción entre Sanidad, Actividad Inmunológica, Producción y Nutrición de Cerdos Med. Vet. Glauber Machado

×