LA TRADUCCIÓNDE LA IRONÍAUn análisis comparativo entreEl día del derrumbe l De dag dat alles instorttede Juan Rulfo       ...
LA TRADUCCIÓN DE LA IRONÍA            The purpose of irony is none other than irony itself…                               ...
LA TRADUCCIÓN DE LA IRONÍAAGRADECIMIENTOQuiero agradecer a las siguientes personas que me han ayudado en la realización de...
LA TRADUCCIÓN DE LA IRONÍAINDICEIntroducción                                                          2Capítulo 1 Juan Rul...
LA TRADUCCIÓN DE LA IRONÍAINTRODUCCIÓNAunque la obra de Juan Rulfo incluye solamente una novela y una colección de cuentos...
LA TRADUCCIÓN DE LA IRONÍAtraductores? Si viviéramos en un mundo sin traducciones, no tuviéramos la oportunidad deconocer ...
LA TRADUCCIÓN DE LA IRONÍACAPÍTULO 1                   JUAN RULFOEn este capítulo introductorio trataremos la vida y obra ...
LA TRADUCCIÓN DE LA IRONÍAprincipio la obra de Rulfo ha sido reconocida positivamente dentro y fuera de México. Suprimera ...
LA TRADUCCIÓN DE LA IRONÍAnovela Pedro Páramo, Rulfo se refiere a la migración del campo a la ciudad que ocurrió enla soci...
LA TRADUCCIÓN DE LA IRONÍAque solamente se quedan aquellas frases que comprenden un máximo de expresión con unmínimo de pa...
LA TRADUCCIÓN DE LA IRONÍAEn el contexto del cuento los habitantes de Tuzacacuexco no solamente tienen queenfrentarse a un...
LA TRADUCCIÓN DE LA IRONÍAcon el lector que a lo mejor tiene la misma visión de la vida, así que el humor es un mediopara ...
LA TRADUCCIÓN DE LA IRONÍACAPÍTULO 2                  LA IRONÍAEste     capítulo formará el marco teórico de esta tesina y...
LA TRADUCCIÓN DE LA IRONÍAEl fondo de ambas descripciones es el aspecto de la oposición; que la ironía consiste en laidea ...
LA TRADUCCIÓN DE LA IRONÍAlas ironías son graciosas por otro lado. Este tipo de ironía también se conoce como ironíaaccide...
LA TRADUCCIÓN DE LA IRONÍAEn este apartado estudiaremos la ironía en el ámbito literario, por consiguiente nosdedicaremos ...
LA TRADUCCIÓN DE LA IRONÍAsobre la ‘víctima’. Burke afirma que “la verdadera ironía, la ironía humilde, está basadaen un s...
LA TRADUCCIÓN DE LA IRONÍAinconsistencia de los hechos presentados en el texto. Un signo de ironía también puedereferir a ...
LA TRADUCCIÓN DE LA IRONÍAidentificación hasta la completa oposición en cualquier eje de valor moral, intelectual,estético...
LA TRADUCCIÓN DE LA IRONÍAse puede suponer que la medida en la que se puede encontrar una traducción apropiada,depende de ...
LA TRADUCCIÓN DE LA IRONÍAmisma situación.57 La ironía entonces surge de la situación y la ironía basada enconocimientos c...
LA TRADUCCIÓN DE LA IRONÍA         En función de lo precedente podemos comprobar que cuando se trata de latraducción de un...
LA TRADUCCIÓN DE LA IRONÍAcalidad de voz, entonación y acentuación, música, gestos, imágenes o signos ortográficos ypueden...
LA TRADUCCIÓN DE LA IRONÍAdel humor. Por otra parte el traductor podría optar por mantener la ironía por medio de laintrod...
LA TRADUCCIÓN DE LA IRONÍAel marco de la ironía de la cultura meta, puesto que debe corresponder con la situacióncomunicat...
LA TRADUCCIÓN DE LA IRONÍACAPÍTULO 3                EL   ANÁLISIS COMPARATIVOEste   análisis comparativo entre el texto El...
LA TRADUCCIÓN DE LA IRONÍA        - Y eso que nomás estuvieron un día y en cuanto se les hizo de noche se fueron, si      ...
LA TRADUCCIÓN DE LA IRONÍA§ 3.1 LÉXICOEn este apartado analizaremos la manera en la que el léxico provoca la ironía en el ...
LA TRADUCCIÓN DE LA IRONÍAautoridad. Esa colocación excepcional de las palabras es la mera esencia de la ironía eneste cue...
LA TRADUCCIÓN DE LA IRONÍA§ 3.1.2 LOS SUSTANTIVOSLa obra de Rulfo abunda en el uso de sustantivos que son utilizados con d...
LA TRADUCCIÓN DE LA IRONÍAparte del escritor, y una profunda alienación de los personajes.81 Miravalles Rodríguezañade que...
LA TRADUCCIÓN DE LA IRONÍAmientras que podía traducirlo con ‘kraal’ o ‘erf’. Se puede definir esta estrategia demantener l...
LA TRADUCCIÓN DE LA IRONÍAacontecimientos alrededor y el comportamiento de la autoridad. La traducciónneerlandesa De dag d...
LA TRADUCCIÓN DE LA IRONÍAes de importancia que el holandés no tiene la posibilidad de colocar un adjetivo detrás delsusta...
LA TRADUCCIÓN DE LA IRONÍAnunca seguros de nada hasta que al final el narrador dice: “Ora me estoy acordando que sífue por...
LA TRADUCCIÓN DE LA IRONÍAgobernador está desfalcando el dinero del pueblo. La traducción neerlandés no lo capta,porque be...
LA TRADUCCIÓN DE LA IRONÍAEntonces el autor puede emplear un amplio repertorio de posibilidades para elaborar suspersonaje...
La traducción analisis de la ironia
La traducción analisis de la ironia
La traducción analisis de la ironia
La traducción analisis de la ironia
La traducción analisis de la ironia
La traducción analisis de la ironia
La traducción analisis de la ironia
La traducción analisis de la ironia
La traducción analisis de la ironia
La traducción analisis de la ironia
La traducción analisis de la ironia
La traducción analisis de la ironia
La traducción analisis de la ironia
La traducción analisis de la ironia
La traducción analisis de la ironia
La traducción analisis de la ironia
La traducción analisis de la ironia
La traducción analisis de la ironia
La traducción analisis de la ironia
La traducción analisis de la ironia
La traducción analisis de la ironia
La traducción analisis de la ironia
La traducción analisis de la ironia
La traducción analisis de la ironia
La traducción analisis de la ironia
La traducción analisis de la ironia
La traducción analisis de la ironia
La traducción analisis de la ironia
La traducción analisis de la ironia
La traducción analisis de la ironia
La traducción analisis de la ironia
La traducción analisis de la ironia
La traducción analisis de la ironia
La traducción analisis de la ironia
La traducción analisis de la ironia
La traducción analisis de la ironia
La traducción analisis de la ironia
La traducción analisis de la ironia
La traducción analisis de la ironia
La traducción analisis de la ironia
La traducción analisis de la ironia
La traducción analisis de la ironia
La traducción analisis de la ironia
La traducción analisis de la ironia
La traducción analisis de la ironia
La traducción analisis de la ironia
La traducción analisis de la ironia
La traducción analisis de la ironia
La traducción analisis de la ironia
La traducción analisis de la ironia
La traducción analisis de la ironia
La traducción analisis de la ironia
La traducción analisis de la ironia
La traducción analisis de la ironia
La traducción analisis de la ironia
La traducción analisis de la ironia
La traducción analisis de la ironia
La traducción analisis de la ironia
La traducción analisis de la ironia
La traducción analisis de la ironia
La traducción analisis de la ironia
La traducción analisis de la ironia
La traducción analisis de la ironia
La traducción analisis de la ironia
La traducción analisis de la ironia
La traducción analisis de la ironia
La traducción analisis de la ironia
La traducción analisis de la ironia
La traducción analisis de la ironia
La traducción analisis de la ironia
La traducción analisis de la ironia
Upcoming SlideShare
Loading in …5
×

La traducción analisis de la ironia

3,167 views

Published on

0 Comments
1 Like
Statistics
Notes
  • Be the first to comment

No Downloads
Views
Total views
3,167
On SlideShare
0
From Embeds
0
Number of Embeds
4
Actions
Shares
0
Downloads
32
Comments
0
Likes
1
Embeds 0
No embeds

No notes for slide

La traducción analisis de la ironia

  1. 1. LA TRADUCCIÓNDE LA IRONÍAUn análisis comparativo entreEl día del derrumbe l De dag dat alles instorttede Juan Rulfo Nombre: Vera Hooijdonk Supervisora: dr. Y. Rodríguez Pérez Agosto 2007
  2. 2. LA TRADUCCIÓN DE LA IRONÍA The purpose of irony is none other than irony itself… merely to feel free - Søren Kierkegaard -Reading irony is in some ways like translating, like decoding, like deciphering, and like peering behind a mask - Wayne Booth -
  3. 3. LA TRADUCCIÓN DE LA IRONÍAAGRADECIMIENTOQuiero agradecer a las siguientes personas que me han ayudado en la realización de estatesina:Yolanda Rodríguez Pérez por su supervisión, consejos y entusiasmo.Mi familia y amigos por procurar distracción en los meses de la realización de esta tesina.Anke Berends por su amistad y apoyo mental.Francisco Sánchez por sus correcciones gramaticales e información sobre el lenguajecoloquial mexicano.Utrecht, 25 de agosto de 2007
  4. 4. LA TRADUCCIÓN DE LA IRONÍAINDICEIntroducción 2Capítulo 1 Juan Rulfo 4§1.1 La vida, obra y estilo 4§1.2 La ironía y la temática en El día del derrumbe 7Capítulo 2 La ironía 10§2.1 La definición de la ironía 10§2.2 Ironía y literatura 13§2.3 La traducción de la ironía 16Capítulo 3 El análisis comparativo 23§3.1 Léxico 25§3.1.1 El léxico en términos generales 25§3.1.2 Los sustantivos 27§3.1.3 Los adjetivos 30§3.1.4 Los verbos 31§3.1.5 El lenguaje coloquial 33§3.2 Sintaxis y gramática 37§3.2.1 El uso del gerundio 37§3.2.2 El uso del infinitivo 39§3.2.3 Las estructuras sintácticas 40§3.2.4 Observaciones diversas 50§3.3 Figuras retóricas 51§3.3.1 Las figuras fonéticas 51§3.3.2 Las figuras gramaticales 56§3.3.3 Las figuras semánticas 64§3.4 Cohesión y contexto 67§3.4.1 Cohesión 67§3.4.2 Contexto 71Conclusión 74Bibliografía 77ApéndicesTexto fuente: El día del derrumbe iTexto meta: De dag dat alles instortte viApéndice Léxico xiiApéndice Lenguaje coloquial xxiv
  5. 5. LA TRADUCCIÓN DE LA IRONÍAINTRODUCCIÓNAunque la obra de Juan Rulfo incluye solamente una novela y una colección de cuentos, esuno de los escritores latinoamericanos más apreciados e influyentes de la literaturacontemporánea. Su obra sigue siendo actual e interesante para un gran público y no cabeduda que es mi escritor favorito. Durante el año pasado, realicé un pequeño análisis estilístico de un cuento de JuanRulfo y su traducción al neerlandés con el objetivo de analizar su estilo. Dicho estudioreflejó que los recursos expresivos que utiliza Rulfo son tan sencillos que ni siquieraparecen recursos y quizá por eso su efecto es más seguro e inmediato. Esa aparentesencillez y falta de recursos estilísticos, forma el elemento principal de su narrativa y es laesencia de sus obras maestras, no obstante esa sencillez misma también constituye elimpedimento más grande para el traductor. Después de haber leído su novela PedroPáramo y la colección de cuentos El llano en llamas, tanto en español como en latraducción neerlandesa, me di cuenta que en la traducción se había perdido algo y que ellenguaje no tenía el mismo efecto. Por motivo de la extensión limitada de la tesina, debo definir el terreno de miinvestigación y decidí dedicarme al análisis de un cuento específico: El día del derrumbe.Es un relato que nos demuestra la realidad mexicana de manera humorística e inimitable ydicho cuento narra la historia de una gobernador que visita un pequeño poblado rural en elestado de Jalisco, el cual había sido destruido a consecuencia de un terremoto. Elgobernador y sus acompañantes fueron a ver que ayuda podían prestar, pero en lugar deser una visita de solidaridad hacia los dolientes y hacia los que habían perdido sus casas, seconvirtió en una ‘borrachera de las buenas’. Al momento de leer la traducción neerlandesaDe dag dat alles instortte me di cuenta que la traducción neerlandesa parecía menoshumorística y de ahí despertó mi curiosidad e interés de analizar la creación del tonoirónico que forma la base del cuento. La ironía permanece tema de discusión en la literatura contemporánea y en lacrítica y teoría literaria, por lo tanto me pareció un elemento interesante para estudiar enesta tesina. La función de la ironía en el cuento El día del derrumbe consta de dos partes.En primer lugar, Rulfo le pone a la humanidad un espejo delante, con el objetivo demostrar una realidad absurda. Y en segundo lugar, con el propósito de criticarimplícitamente la realidad presentada. A consecuencia de eso surge una imagensumamente humorística. En ese sentido, Rulfo nos abre puertas a una realidad distinta a la de nosotros, peroson los traductores los que abren esas puertas también. ¿Cómo sería el mundo sin
  6. 6. LA TRADUCCIÓN DE LA IRONÍAtraductores? Si viviéramos en un mundo sin traducciones, no tuviéramos la oportunidad deconocer otras culturas y la traducción de libros y pensamientos es un enriquecimiento paratodos. Irónicamente el objetivo de esta tesina es analizar y criticar una traducción, por lotanto espero que se me perdone la contradicción que planteo aquí. El objetivo de esta tesina, es realizar un detallado análisis del estilo de Juan Rulfoen el cuento El día del derrumbe a través de un análisis lingüístico basado en el métodode Leech & Short. Analizaremos los recursos lingüísticos que emplea Rulfo para la creaciónde la ironía, con el objetivo de evaluar la manera en que la traducción neerlandesaprovoca esa misma ironía. En el relato se emplean los recursos estilísticos con lassiguientes finalidades principales: para imitar el lenguaje popular, para la caracterizaciónde los personajes y para la creación del tono irónico y humorístico. Todos estos elementosayudarán a formar un mundo textual y por consiguiente una evaluación de la traducción deellos mismo. Por lo tanto, he formulado la siguiente pregunta de investigación:¿Cuáles recursos estilísticos emplea Juan Rulfo para evocar la ironía en El día delderrumbe y consigue la traducción neerlandesa transmitir esta misma ironía?Consecuentemente, en el caso que se transmita la ironía, la pregunta surgirá si la ironía setradujo por medio de los mismos recursos estilísticos. Si no, ¿cuáles medios tuvo queemplear el traductor para reproducir la ironía? La tesina está estructurada de la siguiente forma: el primer capítulo introductoriotrata el mundo de Juan Rulfo; su figura, obra, estilo y la temática de su narrativa.Posteriormente sigue un resumen y discusión del cuento El día del derrumbe de modo quenos familiaricemos con la realidad ficcional que nos presenta Rulfo. El segundo capítuloformará el marco teórico de esta tesina. La primera parte tratará de dar una definición delconcepto de la ironía y una introducción breve al tema. Continuamos con la conexión entreironía y literatura, luego pasamos a los aspectos alrededor de la traducción de la ironía. Eltercer capítulo es la parte principal de la tesina: el análisis comparativo. Este análisis sebasa en el método y la clasificación de Leech & Short que propone un enfoque lingüísticoorientado al análisis estilístico de la narrativa. El sistema de Leech & Short se basa encuatro categorías lingüísticas y estilísticas que forman un modelo para analizar estiloliterario: el léxico, la sintaxis y gramática, las figuras retóricas y la cohesión y contexto. En base a la teoría tratada y los resultados de la comparación del texto y latraducción, llegaremos a una conclusión general sobre la traducción de la ironía.
  7. 7. LA TRADUCCIÓN DE LA IRONÍACAPÍTULO 1 JUAN RULFOEn este capítulo introductorio trataremos la vida y obra del escritor mexicano que ha sidola fuente de inspiración de esta tesina. La primera parte desarrollará la biografía delautor, a continuación elaboraremos una panorámica general del estilo literario de JuanRulfo y por último nos detendremos en la ironía y la temática en el cuento El día delderrumbe.§ 1.1 LA VIDA, OBRA Y ESTILOJuan Rulfo nació el 16 de mayo de 1917 en la ciudad de Sayula en el estado de Jalisco yoficialmente fue registrado como Juan Nepomuceno Carlos Pérez Rulfo Vizcaíno. Vivió enla pequeña población de San Gabriel, pero por las muertes de sus padres a edad tempranasus familiares le inscribieron en un internado en Guadalajara, la capital de Jalisco y seconsidera su temprana orfandad como determinante de su formación artística.1 Durante buena parte de las décadas de 1930 y 1940 viaja extensamente por el país,trabaja en Guadalajara y en la ciudad de México y comienza a publicar sus cuentos en dosrevistas: América, de la capital, y Pan, de Guadalajara. La primera de ellas significa suconfirmación como escritor. En los años cuarenta Rulfo empezó a escribir sus primerostextos literarios que después se publicarán conjuntamente en El llano en llamas. Sobre lapublicación de sus primeros siete cuentos en la revista PAN cuenta Rulfo: « En 1942 apareció una revista llamada “PAN”, que por su peculiar sistema me dio la oportunidad de publicar algunas cosas. Lo peculiar consistía en que el autor pagaba sus colaboraciones. Allí aparecieron mis primeros trabajos. Y si no fueron muchos se debió únicamente a que carecía de los medios económicos para pagar mis colaboraciones. »2Rulfo declaró posteriormente de la colección de cuentos, que los relatos de El Llano enllamas fueron parte del proceso de crear la novela Pedro Páramo. En los años 1953 y 1954se publicaron fragmentos de esta novela bajo el nombre Los murmullos y gracias a unabeca del Centro Mexicano de Escritores la novela apareció como libro completo en 1955.Algunos críticos clasificaron el libro inmediatamente como obra maestra, pero tambiénexistía desconcierto por la estructura innovadora de la novela. Sin embargo, desde el1 Alberte, J.C., Santo, M.E., Torres, T., Juan Rulfo. Narrador de la angustia, Montevideo 1986, p. 6-72 http://www.clubcultura.com/clubliteratura/clubescritores/juanrulfo/home.htm
  8. 8. LA TRADUCCIÓN DE LA IRONÍAprincipio la obra de Rulfo ha sido reconocida positivamente dentro y fuera de México. Suprimera obra, la colección de cuentos El Llano en llamas se publicó como libro en 1953 ycontenía siete cuentos ya publicados en revistas diversas y algunos otros nuevos. A partir de la publicación de estos dos libros el prestigio literario de Rulfo crecióconstantemente y le hizo convertirse en uno de los escritores más reconocidos en México yel extranjero. Entre sus admiradores en el mundo literario se encuentran Carlos Fuentes,Jorge Luis Borges, Gabriel García Márquez, Günter Grass y muchos otros.3 Vista la cantidadde traducciones que ya existen y el aprecio de los lectores, podemos concluir que las obrasde Rulfo se consideran como clásicos de la literatura hispanoamericana. Las dos últimas décadas de su vida las dedicó Rulfo a su trabajo en el InstitutoNacional Indigenista de México, donde se encargó de la edición de una de las coleccionesmás importantes de antropología contemporánea y antigua de México. En 1980 se publicóla obra El gallo de oro que fue originalmente escrita como guión cinematográfico y filmadapor primera vez en 1964 por Roberto Gavaldó.4 La herencia artística de Juan Rulfo tambiénconsta de una colección de fotografías que se expusieron en 1980 en una exposición en elPalacio de Bellas Artes de la ciudad de México, por motivo del Homenaje Nacional que lededicó ese año el gobierno mexicano al escritor.5 Aunque toda la obra de Rulfo consiste apenas en más de doscientos cincuentapáginas, ha sido suficiente para convertirlo en un autor muy respetado en la literaturahispanoamericana contemporánea. El hecho de que Rulfo opinara que el resto de sutrabajo, como por ejemplo la novela largamente esperada La cordillera, no valiera parapublicar, solamente ha incrementado su prestigio. Durante su vida ha ganado variospremios literarios entre ellos los más importantes fueron el Premio Nacional de Letras enel año 1970, y el Príncipe de Asturias en 1983.6 Juan Rulfo falleció en la ciudad de México el 7 de enero de 1986, pero la curiosidadpor la vida y la obra del autor jalisciense no ha disminuido aún y huelga decir que losestudios de su obra siguen incrementándose. En cuanto a la temática de su obra podemos decir que está influenciada por doseventos durante su infancia: en primer lugar los resultados de la Revolución Mexicana de1910-1917 y luego la Guerra Cristera de 1926-1929. En la revuelta de los Cristeros loscatólicos de la derecha se resistieron con violencia contra las medidas anticlericales queresultaron de la revolución y que habían limitado el poder de la iglesia. 7 Por ejemplo en su3 http://www.clubcultura.com/clubliteratura/clubescritores/juanrulfo/home.htm4 Fell, Claude (ed.), Juan rulfo. Toda la obra, Madrid 1992, p. 4135 http://es.wikipedia.org/wiki/Juan_Rulfo6 Wiersema, N.J., De vertaling van realia in “El llano en llamas”, Amsterdam 1995, p. 87 Steenmeijer, M., “Geluiden, stemmen, geruchten. Pedro Páramo van Juan Rulfo” en: Mythenbouwers van deNieuwe Wereld, p. 124
  9. 9. LA TRADUCCIÓN DE LA IRONÍAnovela Pedro Páramo, Rulfo se refiere a la migración del campo a la ciudad que ocurrió enla sociedad mexicana posrevolucionaria: el pueblo de Comala está abandonado a causa delos acciones del cacique Pedro Páramo y se ha convertido en una ciudad fantasma.También la crítica sobre la iglesia es omnipresente en su obra, así mismo en El día delderrumbe. Aparte de la crítica social sobre la sociedad posrevolucionaria y la miseria de loscampesinos, la obra de Rulfo aborda otros temas como la muerte, la violencia, lanaturaleza, la religión y la conciencia del pecado y de culpa.8 Otro tema notable es que lospersonajes de Rulfo siempre sufren su suerte con resignación. El estudio de Lanin A. Gyurko señala esta resignación y la describe como una formade fatalismo o nihilismo. Los monólogos, o diálogos, de sus personajes nunca llevan aperspicacia, resolución o liberación y siempre serán restringidos por un pasado que absorbeel presente y excluye la esperanza para el futuro. Las vidas de los personajes secaracterizan por la desesperación y el mundo se disuelve en un caos del que no existesalvación.9 Este fatalismo toma diferentes formas en la colección El llano en llamas: en elcuento Nos han dado la tierra se manifiesta como la impotencia de los campesinos frente ala fuerza política; en Es que somos pobres son la pobreza y un desastre natural que no ledeja otra salida que la prostitución a la protagonista Tacha y en Macario la deficienciamental le impide el protagonista una vida normal.10 En relación con el estilo Gyurko indicala condensación, la atenuación y la alusión como los componentes principales del arteliterario de Rulfo.11 En lo que concierne al estilo literario, Steenmeijer apunta que el estilo apodíctico,que significa que todo se afirma categóricamente, es uno de sus rasgos más notables.12Todo se dice con una gran certeza: los personajes hablan con pocas palabras, pero lo pocoque dicen no sólo se caracteriza por la silenciosa resignación, sino también por laelocuencia y expresividad. En ese sentido Gutierrez Marrone nota la parquedad estilística, explicando que esaparquedad se manifiesta como una economía de medios expresivos o como laconismo delos personajes. Además añade que el estilo de Rulfo es tan escueto como los paisajes deJalisco.13 Rulfo somete su lenguaje a un proceso de selección, o ‘poda’ como él dice, hasta8 González Boixo, J.C., Claves narrativas de Juan Rulfo, León 1980, p. 79 Gyurko, Lanin A., “Rulfo’s aesthetic nihilism: antecedents of Pedro Páramo” en: Hispanic Review, Vol. 40 n°4, 1972, p. 46610 Ibidem, p. 45911 Ibidem, p. 45512 Steenmeijer, M., “Geluiden, stemmen, geruchten. Pedro Páramo van Juan Rulfo” en: Mythenbouwers van deNieuwe Wereld, p. 12313 Gutierrez Marrone, N. El estilo de Juan Rulfo: estudio estilístico, New york 1978, p. 11
  10. 10. LA TRADUCCIÓN DE LA IRONÍAque solamente se quedan aquellas frases que comprenden un máximo de expresión con unmínimo de palabras.14 En cuanto al humor, que forma el enfoque de esta tesina, apunta González Boixoque tiene el objetivo de presentar una visión pesimista de la realidad, una visión desoladadel mundo. Fuera del humor crítico su obra también presenta un sentido de humor quesolamente funciona para producir una sonrisa en el lector.15 La ironía entonces es unamanera para ejercer implícitamente crítica social, pero también puede tener la solaintención de mover a risa por la imagen o situación descrita. Especialmente en los cuentosAnacleto Morones, Acuérdate y El día del derrumbe el humor se destaca. La primera traducción de la obra de Juan Rulfo fue la versión alemana de PedroPáramo que se publicó en 1958. En el año 1959 se publicó la versión en inglés y francés yun año después en 1960 apareció en sueco; en 1961 en noruego y danés y en 1962 enitaliano y neerlandés. La traducción de El llano en llamas se publicó en francés (La plaineen flammes, 1958), italiano (La morte al Messico, 1963), alemán (Der llano in flammen,1964), inglés (The burning plain and Other stories, 1967), y neerlandés (De vlakte invlammen, 1978).16 La traducción holandesa que se utiliza aquí proviene de J. Lechner y sepublicó una nueva edición en 1997 en colaboración con M. Sabarte Belacortu.§ 1.2 LA IRONÍA Y TEMÁTICA EN EL DÍA DEL DERRUMBEEl cuento El día del derrumbe se publicó por primera vez en la revista México en laCultura en agosto de 1955, luego aparece en varias otras revistas literarias y es uno de loscuentos que se incorporaron posteriormente a la colección de cuentos El llano en llamas,para ser preciso en la séptima edición del año 1970.17 Junto con el cuento AnacletoMorones que forma parte de esta misma colección, es uno de los relatos más irónicos yRulfo demuestra su gusto de contar las dolencias del pueblo mexicano. Sobre ello dice: “Aquí (en México) parece que la esperanza nos está muriendo cada día, cada hora. Y aunque somos un pueblo acostumbrado a soportar los peores desastres, a vivir, como quien dice, entre ruinas. [...] No debemos, pues, lamentarnos de nuestras miserias. Lo hacemos sólo por el gusto de quejarnos de todo. Siempre.”1814 Gutierrez Marrone, N. El estilo de Juan Rulfo: estudio estilístico, New york 1978, p. 1715 González Boixo, J.C., Claves narrativas de Juan Rulfo, León 1980, p. 8816 Wiersema, N.J., De vertaling van realia in “El llano en llamas”, Amsterdam 1995, p. 817 Eun Hee, S. y Macías Rodriguez, C. “Lo carnavalesco en El día del derrumbe, de Juan Rulfo” en: Espéculo:Revista de estudios Literarios, n.º 21, 2002, p. 118 Ibidem, p. 2
  11. 11. LA TRADUCCIÓN DE LA IRONÍAEn el contexto del cuento los habitantes de Tuzacacuexco no solamente tienen queenfrentarse a un desastre natural, sino a un desastre social también: la autoridadmexicana. Para captar y comprender la ironía del relato El día del derrumbe es necesarioresumir la situación antes: Dos interlocutores están hablando, son dos habitantes delpueblo Tuzcacuexco y uno pregunta al otro que cuándo ocurrió el temblor que derrumbómuchas casas en el pueblo. El otro, Melitón, que tiene una buena memoria, recuerdaminuciosamente todos los detalles alrededor de la visita del gobernador unos pocos díasdespués. El gobernador llega acompañado de un gran séquito para ver cómo les habíatratado el terremoto y para saber qué ayuda podía prestar con su presencia. Melitón relatacómo el pueblo gastó un dineral para preparar una gran comida para celebrar la llegadadel gobernador y después va repitiendo literalmente los discursos del gobernador. Elprimer narrador recuerda exactamente qué comían y cómo comían las autoridades. Enprimera instancia solamente tiene memoria visual, hasta que al final también se recuerdael día exacto de la ‘borrachera’, porque su mujer tuvo ese mismo día a su hijo Merencio yhabía llegado borracho a su casa por lo cual la mujer no le habló en muchas semanasporque la había dejado sola con su ‘compromiso’. El narrador, Juan Rulfo, siempre está ausente y deja que los protagonistas noscuenten el suceso y por su actitud distanciadora todo el cuento se convierte en unaoposición. La antífrasis no sólo está al nivel de la palabra, sino que corresponde a larealidad total que Rulfo nos presenta.19 Esta realidad parece objetiva, porque es el puebloel que habla en sus propias palabras y sin vergüenza, pero ya desde el principio el lector sepercatará del significado opuesto del cuento: el comportamiento insolente de lasautoridades que sólo hablan y comen sin prestar ningún auxilio al pueblo destruido por elterremoto. Rodríguez Alcalá describe esta actitud reservada que adopta Rulfo en toda su obracomo una de ambigüedad y subjetividad. Tal ambigüedad es un aspecto esencial de sunarrativa, creado por el buen manejo de sus recursos estilísticos y refleja una visiónpersonal de la vida.20 La ironía del cuento funciona como factor distanciador entre el escritor y su visióndel mundo, así que también entre el lector y esa realidad. La ironía para el autor es unrecurso para ejercer su crítica sobre la realidad y también sirve para cerrar una alianza19 Miravalles Rodríguez, L. “Procedimientos lingüísticos de la ironía en el cuento «El día del derrumbe» de JuanRulfo” en: El español de América III, Salamanca 1991, p. 155620 Rodriguez Alcalá, H., “Estudio estilístico de En la madrugada de Juan Rulfo” en: Hispanic Review, Vol. 34 n°3, 1966, p. 237
  12. 12. LA TRADUCCIÓN DE LA IRONÍAcon el lector que a lo mejor tiene la misma visión de la vida, así que el humor es un mediopara examinar la vida desde otra perspectiva.21 El argumento sencillo de este cuento se convierte en una mezcla de voces,actitudes y lenguajes que están vinculados por medio del buen sentido de humor delescritor. Y aunque no se manifiesta tan negativamente como está descrito en el artículo deGyurko, el fatalismo también aparece en este cuento. Los habitantes del pueblo noparecen tener bajo control la situación, porque en lugar de recibir ayuda del gobernador,las autoridades causan aún más problemas y remedio no hay. Será imposible evitar lopredestinado. En esencia todo el cuento constituye una acusación a todo tipo de poder superiorcon la finalidad de desmitificar la autoridad en varios sentidos. El cuento empieza con lacrítica dirigida hacia la iglesia, la autoridad eclesiástica, ya que se hace mención al hechode que en Tuzcacuexco “no existe ninguna iglesia” y lo que queda son “unas paredescuarteadas que dicen que fue una iglesia hace algo así como doscientos años” y al final secompara la iglesia con un corral abandonado. Por otro lado el cuento es una acusación contra la autoridad oficial. El gobernador ysus acompañantes son los representantes del poder oficial, pero a causa de la parodia delgobernador y su discurso demagógico es imposible para el lector tomarle serio. También seridiculizan los símbolos de la patria como el Himno Nacional y los héroes históricos, porquesiguen tocándo el himno nacional para distraer la atención del tumulto y resulta que ni loshabitantes, ni el gobernador tiene alguna conciencia histórica. Macías Rodríguez señala además la cuestión de la autoridad familiar, apuntando queel problema de la paternidad se denuncia con la ausencia del padre a causa de la fiesta. Elnarrador se acuerda de la fecha exacta del temblor porque coincide con la fecha denacimiento de su hijo. El padre abandona irónicamente a la madre a la hora precisa delnacimiento del hijo.22 Esta cuestión de paternidad es un tema recurrente en la obra deRulfo ya que también se presenta en la novela Pedro Páramo, en la que el protagonistaJuan Preciado emprende una búsqueda de su padre. En el siguiente capítulo abordaremos el concepto de la ironía dentro de un marcoteórico que formará la base del análisis comparativo entre El día del derrumbe y latraducción neerlandesa De dag dat alles instortte.21 Macías Rodríguez, C., “La fiesta en Juan Rulfo: Estructura y significación en El día del derrumbe” en:Sincronía. Revista de la Universidad de Guadalajara, Otoño 200022 Macías Rodríguez, C. “La fiesta en Juan Rulfo: Estructura y significación en El día del derrumbe” en:Sincronía. Revista de la Universidad de Guadalajara, Otoño 2000
  13. 13. LA TRADUCCIÓN DE LA IRONÍACAPÍTULO 2 LA IRONÍAEste capítulo formará el marco teórico de esta tesina y las teorías que se expone aquíserán aplicadas al análisis comparativo del texto original y la traducción. En la parteintroductoria empezaremos con la definición y la historia del concepto de la ironía. En elsiguiente apartado trataremos la conexión entre la ironía y la ciencia literaria.Estudiaremos el papel que desempeña la ironía en la literatura contemporánea y el efectoque tiene en el lector. A continuación profundizaremos el tema de la traducción de laironía. Discutimos el enfoque del este tema y proponemos varias condiciones y estrategiaspara la traducción de la ironía.§ 2.1 LA DEFINICIÓN DE LA IRONÍAEn este capítulo intentaremos definir el concepto de la ironía, distinguir los diferentestipos de ironía y analizar las varias interpretaciones sobre la misma. En primer lugarempezamos con las definiciones del término ‘ironía’ que encontramos en los dosdiccionarios principales de la lengua castellana. El diccionario de la Real AcademiaEspañola define la ironía de siguiente forma: Ironía (del lat. ironīa, y del gr. εἰρωνεία). 1. f. Burla fina y disimulada. 2. f. Tono burlón con que se dice. 3. f. Figura retórica que consiste en dar a entender lo contrario de lo que se dice.23El Diccionario de uso del español de María Moliner ofrece una definición más amplia ydescribe la ironía de esta forma: Ironía (del lat. «ironīa», del gr. «eirōneía», disimulo) 1. f. Manera de expresar una cosa, que consiste en decir, en forma o con entonación que no deja lugar a duda sobre el verdadero sentido, lo contrario de una cosa. Constituye una figura retórica. 2. f. Contraste entre dos hechos que resultan ilógicos o incongruentes.2423 Real Academia Española, Diccionario de la Lengua Española, Tomo II, Madrid 1984, p. 78724 María Moliner, Diccionario de uso del español I-Z, Madrid 1998, p.98
  14. 14. LA TRADUCCIÓN DE LA IRONÍAEl fondo de ambas descripciones es el aspecto de la oposición; que la ironía consiste en laidea de entender exactamente lo contrario de lo que se dice, pero en realidad ladefinición del término sería más complicada y menos unívoca. Esta ‘lengua de disimulo’que llamamos ironía, aparece bajo varias denominaciones como ironía simple, ironíaretórica, ironía normal y ironía directa, pero todos se refieren al mismo concepto de deciralgo distinto a lo que se quiere decir en realidad. Por lo tanto partimos de la idea que laironía no sólo intenta referir al significado opuesto de lo enunciado, sino también puedereferir a cualquier significado distinto o divergente del sentido literal o estándar.25 Más tarde volveremos sobre las distintas definiciones e interpretaciones delconcepto cuando abordemos las visiones de varios estudiosos. Pero antes de empezar conellas, primero unas palabras sobre la historia y la etimología del término ‘ironía’. El término griego del que procede ironía, εἰρωνείa (eironeia), significa ‘interrogaciónfingiendo ignorancia’ o ‘simulación’ y ‘disimulo’, y está derivado de ερέσθαι ‘preguntar’.26El simulador (eiron) o ironista finge ignorar aquello que conoce y el filósofo Sócrates era elprimero que ‘practicaba’ la ironía. Sócrates hizo un uso hábil de la ironía paradesenmascarar a los sofistas de su tiempo: se acercaba a ellos como un humilde aprendiz yles interrogaba sobre cuestiones que los sofistas, en teoría, dominaban. Poco a poco, consus preguntas hábiles revelaba la ignorancia de los presuntos sabios.27 Aquí llegamos al punto de explicar los distintos tipos de ironía, puesto que la ironíasocrática, como explicada arriba, no es la única forma en la que se manifiesta la ironía.Aparte de la ironía socrática en el glosario de términos de ironía narrativa de Zavala sedistingue otros tipos como la ironía cómica, romana, dramática y la ironía verbal, de lasque la última será de mayor importancia en esta tesina. 28 Expondremos brevemente todosestos tipos de ironía antes de profundizar la categoría más importante, la ironía verbal. Primero volveremos sobre la ironía socrática, ya que Sócrates era el fundador delconcepto. La ironía era la primera de las fórmulas utilizadas por Sócrates en su métododialéctico. Sócrates comenzaba siempre sus diálogos desde la posición que erige elinterlocutor como el sabio en la materia a tratar. Dado que Sócrates era considerado comoel hombre más sabio de Atenas, es fácil entender el porqué de la ironía. Este tipo de ironíatambién se puede describir como la simulación de ignorancia.29La ironía cómica consiste en una incongruencia entre nuestras expectativas de un suceso ylo que ocurre. La expectativa común no coincide con la ocurrencia de un sucesoinesperado, y como consecuencia surge una situación humorística. Observe que no todas25 Díaz-Migoyo, G. “El funcionamiento de la ironía” en: Humor, ironía, parodia, Madrid 1980, p. 5026 Corominas, J. y Pascual, J.A. Diccionario crítico etimológico castellano e hispánico, Madrid 1980, p. 46427 Muecke, D.C., The compass of irony, London 1969, p. 87-8928 Zavala, L., “Glosario de términos de ironía narrativa” en: Sincronía, invierno 199629 Figueroa Weitzman, R. “Kierkegaard y la ironía” en: Revista de Filosofía, p. 99
  15. 15. LA TRADUCCIÓN DE LA IRONÍAlas ironías son graciosas por otro lado. Este tipo de ironía también se conoce como ironíaaccidental, situacional o ironía del destino.30 En los tiempos de la antigua Roma, la ironía romana era usada en los discursos yconversaciones retóricas publicas, en las cuales las palabras usadas eran opuestas a susignificado o intención. En lugar de sólo una figura retórica, la ironía se convirtió en unhábito común del discurso.31 En la tragedia, lo que llamamos ironía trágica o dramática, es un instrumento paraaumentar la intensidad de la situación dramática En este caso el observador (lector,espectador o interlocutor) posee un conocimiento que la víctima de la ironía no posee enel momento de actuar.32 La ironía trágica está especialmente presente en los dramas de laAntigua Grecia. Otro famoso caso de ironía trágica es la obra de Shakespeare Romeo &Julieta: Romeo encuentra a Julieta drogada como si estuviera muerta, él asume que loestá y se suicida, luego Julieta se mata con un puñal al momento de ver su amantemuerto. Para esta tesina la forma más importante es la ironía verbal. La ironía verbal esdefinida como el uso de palabras para referirse a algo que es más, y frecuentemente, loopuesto al significado literal de las palabras. Figueroa Weitzman señala sobre la ironíaverbal que la ironía como figura del lenguaje posee una propiedad que caracteriza todotipo de ironía, una cierta superioridad que deriva del no querer ser entendido de manerainmediata.33 La ironía verbal depende en gran medida de variación cultural, determinada porfactores como lengua e historia, y más allá el uso de la ironía verbal puede tambiénrelacionarse con pautas no literales como el tono de voz o la postura. Cada cultura tienesus propias expresiones verbales y en tales casos la traducción requerirá un cuidado extra yun cierto grado de conocimiento sociocultural es indispensable para apreciar la ironía.34 La diferencia entre la ironía verbal y los demás tipos de ironía es que la ironíaverbal lleva consigo las técnicas y estrategias de un ironista que se expresa de formairónica deliberadamente, mientras que otros tipos de ironía depende de una situación quese considera irónica. En el último caso el sentido de ironía, la actitud y la reacción delobservador son factores claves.35§ 2.2 IRONÍA Y LITERATURA30 Zavala, L., “Glosario de términos de ironía narrativa” en: Sincronía, invierno 199631 Barbe, K. Irony in context, Amsterdam 1995, p. 62-6332 Zavala, L., “Glosario de términos de ironía narrativa” en: Sincronía, invierno 199633 Figueroa Weitzman, R. “Kierkegaard y la ironía” en: Revista de Filosofía, p. 10034 Mateo, M. “The translation of irony” en: Meta: Journal des traducteurs, Vol. 40 n° 1, Montréal 1995, p. 17435 Muecke, D.C., The compass of irony, London 1969, p. 43
  16. 16. LA TRADUCCIÓN DE LA IRONÍAEn este apartado estudiaremos la ironía en el ámbito literario, por consiguiente nosdedicaremos al estudio de la función y efecto de la ironía y prestamos atención a lainteracción entre autor y lector que provoca la ironía. Muchos críticos, como por ejemplo Booth, Enkvist, Tittler y Barbe, han estudiado elconcepto de la ironía y todos están de acuerdo que la definición antigua de la ironía como‘decir una cosa y implicar lo contrario’ es una definición limitada. Así plantea Booth queestas definiciones son incorrectas36, Enkvist define la ironía como una inconsistencia entrelo enunciado y su verdadero significado37, Tittler aborda la ironía como una manera deborrar el sentido literal38 y Barbe hace referencia a la cuestión de que en el caso de laironía el mensaje tiene más tipos o niveles de información. 39 En base a las teorías de estosestudiosos esta tesis se fundará en la proposición que la ironía no solamente es una manerapara expresar lo contrario que lo que se dice, sino es un medio para decir algo diferenteque lo que se dice. Es una definición muy amplia, pero la ironía es un concepto que no sedeja definir con tanta facilidad. Con el empleo de la ironía un autor sugiere e insinúa otrosignificado y tratará de hacernos ver el lado opuesto a la situación real que nos presenta através de sus personajes. Se puede definir la ironía como una figura retórica que se emplea para expresarsecon burla y es un instrumento estilístico para excluir una cierta persona o grupo. La ironíaen la literatura es un recurso que utiliza el autor para excluir al lector ‘ingenuo’ con elobjetivo de burlarse de él mismo junto con el lector ‘inteligente’. El objetivo del uso de laironía es encontrar una víctima común, para que el hablante (el autor) y el oyente (ellector) vivan una sensación de solidaridad ocasionada por la ironía. 40 En ese sentido MarcosVictoria apunta que “cuando el autor utiliza ironía, lo hace para que el lector cómplice seconvierta en un aliado en la lucha contra la estupidez humana” y la ironía permite larebeldía del autor contra una realidad que no le satisface 41. El estudio de Leech & Shortque utilizamos para el análisis comparativo también menciona este juego entre autor ylector, y lo llama el concepto de secret communion; es una conspiración entre autor ylector basada en sus valores y normas compartidas y desde ahí nace la ironía.42 Sobre estetema Jonathan Tittler hace referencia a una cita de Kenneth Burke, quien tiene otra visión36 Booth, W. “The Pleasures and Pitfalls of Irony: Or, Why Dont You Say What You Mean?" en: Rhetoric,Philosophy and Literature: An Exploration (ed. Don M. Burks) Indiana 1978, p. 237 Enkvist, N.E., Linguistic stylistics, The Hague 1973, p. 8938 Tittler, J. Ironía narrativa en la novela hispanoamericana contemporánea, Bogotá 1990, p. 2139 Barbe, K., Irony in context, Amsterdam 1995, p. 14840 Barbe, K., Irony in context, Amsterdam 1995, p. 16241 Victoria, M. Ensayo preliminar sobre lo cómico, Buenos Aires 1958, p.14142 Leech, G. & Short, M. Style in fiction: a linguistic introduction to English fictional prose, Harlow 2007, p.222
  17. 17. LA TRADUCCIÓN DE LA IRONÍAsobre la ‘víctima’. Burke afirma que “la verdadera ironía, la ironía humilde, está basadaen un sentido de fraternidad fundamental con el enemigo, tal como uno lo necesita, estáendeudado con él, no está del todo fuera de él.”43 De todo esto se deduce que la ironía supone dos tipos de público como hemos dichoantes: los que aceptan el significado literal de las palabras del autor (el lector ingenuo) ylos que rechazan ese significado literal y construyen otro, porque notan una incongruenciaentre las palabras literales y su contexto (el lector inteligente). Para revelar el significadolatente el autor tiene que hacer uso de los recursos de lenguaje que tiene a su disposición,así que la ironía se convierte en una figura retórica. Luis Miravalles Rodríguez señala que la ironía presenta ese lado opuesto de larealidad con fórmulas lingüísticas específicas que forman y permiten la actitud irónica delautor, de manera que provoca en el lector una sonrisa de comprensión. Menciona las tresllamadas fórmulas más comunes y generales, por decirlo así los tres tipos de ironíalingüística: - La oposición: es la antífrasis, no sólo de palabra, sino de la idea general del texto (oxímoron). - La ampliación: es la intensificación o exageración de la evidencia, hasta lo ridículo (hipérbole o parodia). - La reducción: es la atenuación, y lo contrario de la ampliación (litote o eufemismo).44También podemos añadir a la lista el uso inhabitual de palabras, o más bien la colocaciónde palabras opuestas o la combinación de estilos distintos. La ironía se manifiesta a causade una incompatibilidad entre las palabras del escritor y las expectativas del lector, lo quese define como collocative clash según Leech&Short. En otras palabras una yuxtaposiciónpoco común que ocasiona una distorsión de valores aceptadas.45 El lingüista Nils Erik Enkvist también discute la ironía como rasgo estilístico entextos literarios. En su obra sobre la estilística, la ironía significa la tensión que existeentre el sentido superficial y su contrario, y la relación entre lector y autor se funda en elhecho de que ambos partidos se percatan que el significado no se debe entenderliteralmente.46 Se indica la ironía a través de señales en el texto: por ejemplo con lacontradicción de hechos presupuestos a saber los dos. Otra señal puede incluir una43 Cita de Kenneth Burke en Tittler, J. Ironía narrativa en la novela hispanoamericana contemporánea, Bogotá1990, p. 1444 Miravalles Rodríguez, L. “Procedimientos lingüísticos de la ironía en el cuento «El día del derrumbe» de JuanRulfo” en: El español de América III, Salamanca 1991, p. 155545 Leech, G. & Short, M. Style in fiction, p. 22346 Enkvist, N.E., Linguistic stylistics, The Hague 1973, p. 88
  18. 18. LA TRADUCCIÓN DE LA IRONÍAinconsistencia de los hechos presentados en el texto. Un signo de ironía también puedereferir a sucesos fuera del texto mismo, por ejemplo la falta de relación entre las accionesy la comunicación verbal. Este es el caso de la ironía dramática, y en lengua la ironía semanifiesta por medio de entonación, énfasis, ritmo etcétera, pero también los signos depuntación pueden funcionar como una señal fundamental. Enkvist conecta la ironía conotra figura del discurso que se indica a través de ciertas señales; la parodia, con la que elautor se concentra en unas características prominentes de su personaje, o ‘víctima’, y lasexagera de modo que predominarán su retrato o caracterización. Veremos más tarde quela parodia importa también para esta tesis ya que la representación del gobernador es unagran parodia. El estudio de Jonathan Tittler se concentra en el concepto de la ironía en el campode la narrativa hispanoamericana e investiga el grado en que la ironía se ha convertido enel rasgo distintivo de la narrativa hispanoamericana actual. Según su definición la ironíadepende de la aprehensión de una disparidad entre una cosa y otra, y distingue dos tiposde ironía: la ironía intencional y otra que se llama ironía accidental. La primera es el tipoal que nos referimos cuando hablamos de ironía en general, es la figura retórica en que elsignificado de las palabras del autor no corresponde exactamente con su sentido literal. Laironía accidental, de los sucesos, refiere a una circunstancia paradójica que hemosdiscutido en el capítulo 2.1 como ironía cómica. Un aspecto interesante del estudio de Tittler son las precondiciones que menciona.La primera condición es el principio ‘generador’ de la ironía; la ironía es un dualismo quepuede tomar varias formas o la forma de contradicciones. Estas dicotomías pueden incluirpor ejemplo pensamiento y acción, lo real y lo ideal, la inteligencia y la emoción etc. Laotra precondición es el grado de ‘despreocupación’ y ocasión. Hay que tener tranquilidad yseguridad para señalar que una situación es irónica y debe ser paciente con el juegointrincado de la interacción que se llama ironía.47 Además de estas dos condiciones de Tittler podemos añadir una terceracaracterística de la ironía, es la distancia que es inherente a toda forma de ironía. Estetercer factor refiere a la distancia que existe entre el ironista y la víctima, y eso significarespectivamente la distancia entre la ignorancia y el conocimiento o entre la ambigüedad yla inocencia. Wayne Booth ha dedicado un estudio al modo en que la ironía produce efecto en ellector. En The rhetoric of irony afirma con respecto a la ficción narrativa: “en cualquierexperiencia de lectura hay un diálogo implícito entre autor, narrador, los otros personajesy el lector. Cada uno de los cuatro puede variar en relación a los otros, desde la47 Tittler, J. Ironía narrativa, p. 16
  19. 19. LA TRADUCCIÓN DE LA IRONÍAidentificación hasta la completa oposición en cualquier eje de valor moral, intelectual,estético y hasta físico”.48 Esa variedad en relación entre los cuatro ‘participantes’ forma elbasamento y la inspiración para la creación de ironía narrativa. En otro artículo Booth nosexplica el proceso de la captación y aprehensión de la ironía. El primer paso es elmomento en que el lector se da cuenta que lo enunciado no es verdad, las palabras soninaceptables. Luego el lector empieza a inventar hipótesis sobre lo que está sucediendo. Ellector puede presuponer que el hablante (autor) o es tonto, o está mintiendo, o es irónico.A continuación el lector debe elegir la suposición que le parece la más probable, en estecaso sería la intención irónica del autor. La última fase del proceso será el momento enque el lector va reconstruyendo el significado real de lo enunciado, y solamente a base delos presentimientos que tiene el lector sobre el narrador/autor, que a su turno tienepresentimientos sobre el lector pretendido etcétera.49 Este capítulo se ha concentrado en la manera en que la ironía aparece en laliteratura y la función que desempeña en ella. También hemos observado cómo funciona lainteracción entre autor y lector y el proceso precedente a la captación de la ironía.§ 2.3 LA TRADUCCIÓN DE LA IRONÍAEste apartado se orientará a la traducción de la ironía y abordaremos varias observacionesy estrategias planteadas por los estudiosos en este campo. De este modo se puede formaruna imagen de los problemas que se presentan en la traducción de ironía y sus posiblessoluciones. El primer contacto con otra cultura se establece habitualmente a través del intentode dominar el idioma. Sin embargo, aparte de aprender la lengua también se necesitasaber situar el idioma en su contexto cultural. Ya que ironía es un modo de expresióncultural, se debe tener conocimientos elevados y una buena comprensión de la culturameta para entender esa figura retórica. Por esa razón la expectación es que la traducciónde ironía, igual que por ejemplo la de metáforas, sea casi imposible porque dependemucho de variación cultural.50 Además de la cultura, la ironía verbal también estácondicionada por grupos o individuos y a consecuencia opone resistencia a la traducción. En el libro Irony in context de Katharina Barbe se aborda la cuestión de la‘traducibilidad’ y se formulan criterios para ‘medir’ el grado en el que sea posible traducirciertos casos difíciles como por ejemplo la traducción de humor e ironía. En primer lugar48 Booth, W. The rhetoric of fiction, Chicago 1961, p. 15549 Booth, W. “The Pleasures and Pitfalls of Irony: Or, Why Dont You Say What You Mean?" en: Rhetoric,Philosophy and Literature: An Exploration (ed. Don M. Burks) Indiana 1978, p. 650 Barbe, K., Irony in context, Amsterdam 1995, p. 146
  20. 20. LA TRADUCCIÓN DE LA IRONÍAse puede suponer que la medida en la que se puede encontrar una traducción apropiada,depende de la semejanza que muestran el idioma fuente y el idioma meta.51 Por supuestouna traducción resultará más fácil cuando los idiomas son del mismo ‘tipo’; que significaque los idiomas son más parecidos, por ejemplo las lenguas románicas son del mismo tipo,igual que las lenguas germánicas ya que son de la misma familia y tienen un vocabularioparecido etc. El segundo criterio es el contacto que existe entre la lengua fuente y lenguameta.52 Suponemos que cuanto más contacto histórico, social y geográfico entre los dosidiomas, más facilidad de traducción habrá. El tercer criterio trata de la evolución culturaly supone que un desarrollo cultural parecido entre las dos lenguas correspondientes facilitala traducción de ellas.53 No obstante el cuarto criterio es el que restringe aún más el gradode traducibilidad; hay una elevada posibilidad de traducir cuando la traducción concierneno más de un tipo de información, es decir que el mensaje tiene que ser unívoco y consolamente un significado, a saber el significado literal. Será menos complicado traducir untexto que contiene solamente un tipo de información, que cuando haya varios tipos y unacantidad más grande de información.54 Es justamente este criterio que es de importanciafundamental en el caso de la traducción de la ironía, ya que la ironía consiste en más queun tipo de información. La información que transmite la ironía no es unívoca, sino quesupone un ‘doble mensaje’ que es inherente a ella. La ironía consiste por lo menos en dosclases de información: - El sentido literal; lo que se dice - El sentido latente; lo que se quiere decir o a lo que se refiereLa segunda categoría, la idea subyacente, es la que posiblemente provoca dificultadespara el traductor. En primera instancia porque no hay garantía de que el lector o traductorse percate de la presencia de la ironía. En segundo lugar puesto que la ironía del textofuente no siempre se dejará transmitir igualmente al texto meta, debido a que laidentificación de esa figura retórica está sujeta a los conocimientos compartidos entre loslectores de la cultura fuente y cultura meta.55 Dichos conocimientos pueden guardarrelación con conocimiento personal, que significa el conocimiento que poseen los llamados‘participantes’ (los oyentes/lectores) sobre el ironista y sus preferencias y aversiones 56. Losconocimientos también pueden tener relación con las circunstancias en el caso que losparticipantes comparten el mismo conocimiento en virtud de la presencia de ambos en la51 Barbe, K., Irony in context, Amsterdam 1995, p. 14752 Ibidem53 Ibidem54 Barbe, K., Irony in context, Amsterdam 1995, p. 14755 Mateo, M. “Communicating and translating irony: The relevance of non-verbal elements” en: LingüísticaAntverpiensia, Vol. XXXII, Antwerpen 1998, p. 114-11556 Ibidem, p. 149
  21. 21. LA TRADUCCIÓN DE LA IRONÍAmisma situación.57 La ironía entonces surge de la situación y la ironía basada enconocimientos culturales probablemente sufre la variedad más grande de interpretacioneso malentendidos desde el punto de vista del ironista. 58 En este caso podemos pensar enejemplos de conocimiento de cultura popular, como programas de televisión, deportes o elámbito político. Aparte de los criterios de traducibilidad, el libro Irony in context también seconcentra en la división de la ironía en dos tipos diferentes y un traductor debe tomarconciencia de ellos al momento de traducir. Barbe divide el concepto de la ironía en lasdos siguientes categorías: - Ironía del ‘momento’ (nonce irony) para la cual se necesita información adicional para captar el sentido.59 - Ironía común (common irony) sobre la cual no cabe la menor duda en cuanto a su interpretación, a causa de su uso frecuente. 60La división entre estas categorías es de importancia para la traducción de la ironía, puestoque los llamados ‘participantes’ estarán de acuerdo en la interpretación de la ironíacomún, aunque no necesariamente sea el caso con la ironía del momento, para la cual senecesitará información adicional. Lógicamente la traducción de esta última llegará a sermucho más difícil que la primera. Otra diferencia de mayor importancia entre estas dosclases es la posición de la ironía en una oración o fragmento. Es más fácil percibir la ironíacomún que la del ‘momento’, ya que la primera suele ser una colocación fija y reconociblede palabras, pero nonce irony no tiene una ubicación particular dentro de un texto y serádifícil o hasta imposible discernir dónde empieza y termina la ironía. El intento de traducirlo pone en claro esta dificultad. Aparte del hecho que el traductor siempre debe serconsciente de la presencia de la ironía y la forma en que se manifiesta, también esimportante reconocer que se tiene que abordar la ironía como una unidad completa y nocomo una función de partes de una frase. La ironía en un texto se forma a través de lainteracción con otros fragmentos y el texto entero, y no solamente por su presencia en unacierta frase, de modo que la ironía da cuerpo a la visión general del autor y su creación deuna realidad alternativa. Este aspecto es de gran importancia también para el análisiscomparativo de esta tesina. Se debe tomarla en cuenta esa cuestión con el objetivo deanalizar la proporción que tienen las particulares manifestaciones irónicas con la ironía enel texto en general.57 Ibidem, p. 15058 Barbe, K., Irony in context, p. 15159 Barbe, K., Irony in context, p. 14960 Barbe, K., Irony in context, p. 154
  22. 22. LA TRADUCCIÓN DE LA IRONÍA En función de lo precedente podemos comprobar que cuando se trata de latraducción de un concepto complicado como la ironía, se deben tener en cuenta variosaspectos. En base a ello Katharina Barbe presenta varias estrategias para la traducción deironía61: - Reproducir la misma ironía - Sustituir la imagen de la lengua fuente por una imagen apropiada de la lengua meta - Añadir una señal para indicar la ironía (habitualmente una partícula de modo) - Añadir una descripción - Conservar la peculiaridad de la lengua fuente (p.ej. conveniencias de escritura)Sobre todo tenemos que dejar claro que la omisión de la ironía nunca puede ser unaopción, porque la ironía debe repercutir también en el idioma meta, si no se malinterpretao pierde el mensaje. Si nos basamos en los criterios para la traducibilidad y loscombinamos con las estrategias arriba mencionadas, podemos llegar a la conclusión que latransmisión de la ironía de la lengua fuente a la lengua meta depende de tres puntos.Según el estudio de Barbe, la mayor posibilidad de lograr una traducción adecuada sepresenta cuando la lengua fuente y la lengua meta cumplen con las siguientescondiciones62: - Comparten su conocimiento cultural - Usan recursos lingüísticos y estilísticos similares para crear la ironía - Usan la ironía con el mismo objetivo Como ya hemos dicho, la ironía no sólo resuena en las palabras y frases, sino entoda la unidad del texto, por ello la ironía general resulta inseparable de susmanifestaciones particulares en el texto. El artículo de Marta Mateo sobre la traducción deelementos no verbales enlaza perfectamente con esta afirmación, porque su artículoargumenta que la ironía no solamente se basa en rasgos lingüísticos. Según ella la ironíaverbal se transmite a través de un conjunto de todos los elementos que forman el mensajeverbal: las palabras del texto, los elementos paralingüísticos (los fenómenos no vocalescomo gestos, expresión de la cara o movimientos de la cabeza o los ojos – vh) y losaspectos visuales y cinéticos que acompañan el texto y el contexto global, para lo cual larelación entre el autor y lector es de importancia fundamental. 63 Los elementos queacompañan el texto en la situación comunicativa son instrumentos de comunicación como61 Barbe, K. Irony in context, Amsterdam 1995, p. 16662 Barbe, K., Irony in context, p. 16763 Mateo, M. “Communicating and translating irony: The relevance of non-verbal elements” en: LingüísticaAntverpiensia, Vol. XXXII, Antwerpen 1998, p. 113
  23. 23. LA TRADUCCIÓN DE LA IRONÍAcalidad de voz, entonación y acentuación, música, gestos, imágenes o signos ortográficos ypueden ser factores claves en la creación de la ironía. En el caso de la literatura estoselementos se presentan a través de la descripción de los personajes y sucesos. Aunque enun texto escrito no se puede ver u oír los personajes en realidad, el lector sí puedeformarse una imagen de los movimientos y gestos expresivos de los personajes, por mediode las descripciones del autor que apelan a la imaginación. Pero la pregunta que surge es la siguiente: ¿qué papel desempeñan los elementosno verbales y los recursos lingüísticos en textos irónicos, y por qué son relevantes para lasestrategias de la traducción de ironía? La traducción de ironía se puede abordar comocualquier tipo de traducción, así nos explica Snell-Hornby que la traducción no es unproceso de transcoding, sino un acto de comunicación orientado hacia la función del textometa antes que las normas del texto fuente, considerando el texto como parte integral delmundo y no como ejemplar aislado de lengua.64 Por consiguiente podemos concluir que loselementos no verbales del texto son tanto de importancia como los recursos lingüísticos.Igual que en la realidad, la actitud y el estado de ánimo de los personajes de novela seexpresan principalmente a través de su lenguaje y también por la entonación yacentuación. A consecuencia el traductor siempre debe estar consciente de las diferenciasentre la lengua fuente y meta con respecto a la entonación. En el neerlandés por ejemplola entonación tiene la función de acentuar y para poner énfasis en la información másimportante del mensaje. Por lo cual la parte acentuada se convierte en el núcleo de lafrase sin necesariamente cambiar el orden de palabras, mientras que el español tiende aponer el núcleo de la entonación al final de una frase, sea la parte más importante o no,de modo que en el caso de énfasis ha de recurrir a un orden de palabras inhabitual. La visión de Marta Mateo sobre la traducción de ironía es una más amplia, ya queincluye también los llamados elementos no verbales, pero también dirige críticas contraotros estudiosos que han investigado el tema. El estudio de Mateo se orienta al hecho quelos lingüistas y otros investigadores en el campo de la traducción parecen enfocarsesolamente en la esencia del texto fuente y reducen la cuestión de la traducción de ironía yhumor a la pura reproducción del texto original. Mateo propone un enfoque nuevo encuanto a las estrategias que se pueda adoptar para la traducción de ironía y aboga por másatención al texto meta. Visto que la ironía pertenece al nivel pragmático de un texto, esdecir que está estrechamente unida con el contexto, Mateo opina que el traductor debeoptar por transmitir la idea y mensaje general del texto, lo que es la ironía, asimismocuando eso implica ‘sacrificar’ el contenido semántico. Como consecuencia habrá dosposibilidades: la primera sería ser fiel al texto fuente y el contenido semántico, a expensas64 Snell-Hornby, M. Translation Studies. An Integrated Approach, Amsterdam 1988, p. 44
  24. 24. LA TRADUCCIÓN DE LA IRONÍAdel humor. Por otra parte el traductor podría optar por mantener la ironía por medio de laintroducción de modificaciones considerables.65 En el marco de esta tesina, evidentementesólo la última sería opción ya que el humor es la esencia del texto tratado aquí. También el lingüista David Linder se ha dedicado al análisis de la traducción deironía y su estudio plantea dos razones por las que la traducción de la ironía pueda fallar.La primera posibilidad es la mala comprensión del texto fuente, o la otra posibilidad puedeser que no se transmite el mismo grado de ironía a causa de la índole de la lengua meta. 66En otras palabras que por motivo de falta de recursos lingüísticos y estilísticos el traductorno puede lograr transmitir la misma ironía. Resumiendo podemos decir que Barbe aborda los cuatro principios detraducibilidad, de los cuales el cuarto criterio es de importancia fundamental para latraducción de ironía. Además hace la distinción entre ironía común, o en otras palabrasironía ‘universal’ e ironía del momento que es dependiente de tiempo y lugar. Partiendode las condiciones y estrategias que nos ofrece Barbe, la conclusión de su estudio será quela transmisión de la ironía depende del grado en que la lengua fuente y meta compartenconocimiento cultural y recursos lingüísticos y estilísticos parecidos. Marta Mateo argumenta que la ironía no se basa únicamente en los rasgoslingüísticos, sino también se manifiesta en formas no verbales a través elementosparalingüísticos y visuales. La ironía es parte de una entera situación comunicativa, así quela traducción de ella es dependiente de todos los instrumentos comunicativos. Unaconsecuencia lógica de ello es la afirmación que plantea Snell-Hornby que la traducción enlugar de ser un mero proceso de ‘transmisión de códigos’ es un ‘acto de comunicación’. David Linder añade que la posibilidad de traducir la ironía depende en primer lugarde la comprensión del texto fuente y en segundo lugar de los recursos lingüísticos yestilísticos que ofrece la lengua meta. En suma, los diferentes artículos y enfoques que discutimos arriba difieren enalgunos aspectos, pero son complementarios y tienen un denominador común, o sea la ideaque debe conceder importancia a la cultura de ambos idiomas en lugar de solamenteenfocar en la lengua. Especialmente el énfasis en la cultura meta es imprescindible parauna traducción adecuada. En el marco de esta tesina significará que el traductor tiene quesaber cómo funciona la ironía tanto en la cultura fuente como meta, y su traducción debeestar fundamentada en ese conocimiento. Los recursos lingüísticos y estilísticos deberánservir de ello. Entonces se debe traducir la ironía del texto fuente dentro de las normas y65 Mateo, M. “The translation of irony” en: Meta: Journal des traducteurs, Vol. 40 n° 1, Montréal 1995, p. 17466 Linder, D. “Translating irony in popular fiction: Raymond Chandler’s The big sleep” en: Babel.RevueIntrenationale de la Traduction, Vol. 47 n° 2, Amsterdam 2002, p. 105
  25. 25. LA TRADUCCIÓN DE LA IRONÍAel marco de la ironía de la cultura meta, puesto que debe corresponder con la situacióncomunicativa de la cultura meta. Tanto la ironía como la traducción son tipos deinterpretaciones y por consiguiente están condicionadas por los rasgos característicos ypeculiaridades de cada hablante y cada cultura.
  26. 26. LA TRADUCCIÓN DE LA IRONÍACAPÍTULO 3 EL ANÁLISIS COMPARATIVOEste análisis comparativo entre el texto El día del derrumbe y la traducción neerlandesaDe dag dat alles instortte se fundará en el método de análisis estilístico de Leech & Short.Este sistema ofrece cuatro listas de control que sirven de pauta al análisis lingüístico delestilo literario de Juan Rulfo. Por este motivo el estudio comparativo consistirá en lossiguientes cuatro partes: un análisis del léxico, de la sintaxis, las figuras retóricas y lacohesión. Antes de empezar a analizar los rasgos lingüísticos característicos del cuento deJuan Rulfo, será necesario dar una breve impresión de la perspectiva de los personajes, lacual determina el lenguaje y la actitud de los mismos y es de importancia para lacaptación y la aprehensión de la ironía. El cuento El día del derrumbe tiene dos narradores; dos campesinos de Jalisco quemantienen una conversación sobre los sucesos alrededor del terremoto que había destruidoel pueblo el año anterior. El primer narrador anónimo se dirige al segundo narrador,Melitón, con una gran cantidad de preguntas sobre todos los detalles con respecto a lacatástrofe natural y la visita del gobernador. Los dos interlocutores vuelven al pasado, pormedio de la memoria auditiva de Melitón y la memoria visual del primer narrador, comoobservadores objetivos de los sucesos alrededor del terremoto.67 Su actitud es inocente,cuidadosa y sin prejuicio evidente. Unas veces describen los acontecimientos con fervor yentusiasmo: Todos ustedes saben que nomás con que se presente el gobernador, con tal de que la gente lo mire, todo se queda arreglado. [...] En viniendo él, todo se arregla, y la gente, aunque se le haya caído la casa encima, queda muy contenta con haberlo conocido. ¿O no es así, Melitón?Y otras veces con matiz negativo pero simple, y siguen expresando sus pensamientos yobservaciones espontáneamente: 68 Oye, Melitón, ¿como cuánto dinero nos costó darles de comer a los acompañantes del gobernador? - Algo así como cuatro mil pesos.67 Miravalles Rodríguez, L. Procedimientos lingüísticos de la ironía , p. 155868 Eun Hee, S. y Macías Rodriguez, C. “Lo carnavalesco en El día del derrumbe, de Juan Rulfo” en: Espéculo:Revista de estudios Literarios, n.º 21 2002
  27. 27. LA TRADUCCIÓN DE LA IRONÍA - Y eso que nomás estuvieron un día y en cuanto se les hizo de noche se fueron, si no, quién sabe hasta qué alturas hubiéramos salido desfalcados, aunque eso sí, estuvimos muy contentos.Sin embargo, el punto de vista del gobernador hacia los sucesos es muy diferente de laperspectiva de los narradores y de la del lector. El gobernador y sus acompañantes vienenal pueblo para ayudar y consolar a las víctimas del terremoto. Con un derecho natural, sedivierten mucho con la gran comida preparada por el pueblo para compensar su interés yayuda fraternal. El gobernador se siente muy feliz creyendo que su pueblo está contentocon su presencia y que sólo quieren mirarlo y aplaudir cuando él pronuncia sus discursostan lejanos de la realidad.69 Desde la perspectiva del gobernador no podemos hablar de una ironía muy notable.Visto desde su punto de vista, sus palabras son sinceras y para él, la promesa al final de sudiscurso resolverá la crisis, sin darse cuenta de que en realidad no ha resuelto nada y quesu pueblo saldrá engañado y estafado, ya que los habitantes del pueblo habrán perdido lailusión y ‘algo así como cuatro mil pesos’. El lector del cuento automáticamente toma el papel de oyente de los dosnarradores y ocupa una posición desde donde puede ver más que el gobernador y losnarradores. En ese sentido Silvia Lorente-Murphy apunta que: “todo está tratado con unafuerte ironía, de la que el narrador no parece ser consciente, tratándose así de un juegoentre el autor y el lector”.70 Esta conspiración entre Rulfo y su público lector toma forma ya al principio delcuento cuando se dirige al lector con la frase “Todos ustedes saben que nomás con que sepresente el gobernador [...] todo se queda arreglado.” El secret communion, como dicenLeech & Short, se desarrolla indirectamente a través de los recursos estilísticos queprovocan la ironía, pero también de manera más directa por las referencias como “nocrean ustedes que venía solo” y “aunque ustedes no lo quieran creer”. De este contraste entre los diferentes puntos de vista surge la pregunta: ¿En quémanera toman forma esas perspectivas distintas y cómo lo percibe el lector? En cada unode los siguientes apartados abordaremos los diversos recursos estilísticos que ha empleadoRulfo para crear la ironía.69 Eun Hee, S. y Macías Rodriguez, C. “Lo carnavalesco en El día del derrumbe, de Juan Rulfo” en: Espéculo:Revista de estudios Literarios, n.º 21 2002, p. 470 Lorente-Murphy, S. Juan Rulfo: Realidad y mito de la Revolución Mexicana, Madrid 1988, p. 36
  28. 28. LA TRADUCCIÓN DE LA IRONÍA§ 3.1 LÉXICOEn este apartado analizaremos la manera en la que el léxico provoca la ironía en el cuento.Al principio discutiremos el uso del léxico en general y a continuación estudiaremos elléxico más profundamente en cuatro categorías: empezamos con el análisis de los verbos,sustantivos y adjetivos y luego terminamos con el uso del lenguaje coloquial.§ 3.1.1 EL LÉXICO EN TÉRMINOS GENERALESBasándonos en el método de análisis estilístico de Leech & Short71 podemos destacar lossiguientes aspectos en referencia al vocabulario: en términos generales podemos decir queel vocabulario del cuento El día del Derrumbe no es muy complicado, sinoconsiderablemente sencillo. La conversación entre los dos personajes que están hablando,el narrador y Melitón, no contiene muchas palabras complejas o extrañas. Por ello elcontraste con el lenguaje del gobernador se hace incluso más grande. El vocabulario delgobernador es bastante complicado y sobre todo sumamente inusual, a veces resulta hastaincomprensible. La realidad cotidiana y el habla popular correspondiente de los dos interlocutorescontrastan violentamente con el lenguaje altisonante, pero en el fondo vacío, delgobernador.La diferencia entre las dos formas de hablar no sólo es cuestión de complejidad, sinotambién de registro. Los interlocutores se expresan en un registro muy distinto al delgobernador. Los dos narradores hablan en el lenguaje cotidiano de los campesinos delestado de Jalisco en México. El vocabulario que utilizan los interlocutores se puede definircomo ‘descriptivo’ y no tanto ‘evaluativo’.72 Las palabras usadas sirven para describir losacontecimientos alrededor del terremoto, sin evaluar directamente los hechos. Noobstante la combinación de ciertas palabras aparentemente descriptivas y objetivas puedeprovocar un juicio de valor en el fondo. Así que el enorme contraste entre los hechosreales y algunas palabras determinadas es suficiente para entender el significado de lanarración.73 A simple vista la información ofrecida por los interlocutores parece ser unaobservación objetiva, pero los matices irónicos revelan un enfoque crítico respecto a la71 Leech, G. & Short, M. Style in fiction: a linguistic introduction to English fictional prose, Harlow 2007, p.61-6272 Leech, G. & Short, M. Style in fiction: a linguistic introduction to English fictional prose, Harlow 2007, p. 6173 Miravalles Rodríguez, L. “Procedimientos lingüísticos de la ironía en el cuento «El día del derrumbe» de JuanRulfo” en: El español de América III, Salamanca 1991, p. 1556
  29. 29. LA TRADUCCIÓN DE LA IRONÍAautoridad. Esa colocación excepcional de las palabras es la mera esencia de la ironía eneste cuento. Rulfo hace mucho uso del sentido asociativo de las palabras; la connotaciónresulta ser más importante y expresiva que el significado denominativo o referencial, elque se suele llamar el sentido literal. En cuanto al vocabulario González Boixo apunta que la narrativa de Rulfo estádividida en dos tipos de lenguaje totalmente opuesto. Por un lado tenemos el hablapopular de los campesinos, una copia del lenguaje hablado con una gran variedad deexpresiones idiomáticas, modismos y mexicanismos. El lenguaje popular es el habla propiode la gente de la calle y de la vida cotidiana. Es un lenguaje lleno de expresiones,exclamaciones e incorrecciones gramaticales y sobre todo es un lenguaje bastante sencilloreferente al léxico y la sintaxis. Por otro lado se puede diferenciar un lenguaje más de acuerdo con la normativageneral del español.74 En este caso el discurso del gobernador contiene un lenguaje másformal de lo estándar que es usado por hablantes con un buen conocimiento de la lengua.Es un lenguaje más elaborado y un ejemplo clásico de lenguaje culto. El léxico es másvariado y complejo, como también las construcciones sintácticas. Entre los hablantes dellenguaje culto, también se encuentran los políticos como el gobernador. Su discurso esbuen ejemplo de lo que llamamos culto, resulta hasta jerga por el vocabulario y laterminología que emplea él. Sin embargo, el discurso del gobernador más bien parece unaparodia del lenguaje culto o político ya que es una exageración enorme y como resultadoes un lenguaje muy vago e incomprensible. Este lenguaje en combinación con el contenidodel discurso y los gestos mecánicos del gobernador forma una verdadera ampliación, unade las tres fórmulas de la ironía, que se despliega hasta lo grotesco.75 También la estructura morfológica es de mayor importancia para el léxico. Entre lascategorías morfológicas más notables se encuentran los sufijos diminutivos, superlativos yaumentativos como: -(c)ito/ita (p.ej. capillita, todita), a veces con la función de expresarafecto o compasión (p.ej. borrachito) o justamente desprecio o burla (p.ej. catrincito –que equivale a un lechuguino en diminutivo- vh).76 Otros sufijos son –azo (p/ej. machetazo,bolletazo) y –ero/era (borrachera/llenadero) sirven para dar más énfasis. Ante todo lossufijos tienen como objetivo intensificar una parte de lo enunciado.77 El léxico de los interlocutores pertenece en su mayor parte a campos semánticoscomo alimento y bebida y la vida cotidiana, mientras que el del gobernador consisteprincipalmente en vocabulario político.74 González Boixo, J.C., Claves narrativas de Juan Rulfo, León 1980, p. 28875 Miravalles Rodríguez, L. “Procedimientos lingüísticos de la ironía en el cuento «El día del derrumbe» de JuanRulfo” en: El español de América III, Salamanca 1991, p. 155576 Gutierrez Marrone, N. El estilo de Juan Rulfo: estudio estilístico, New york 1978, p. 77, 8177 González Boixo, J.C., Claves narrativas de Juan Rulfo, León 1980, p. 293
  30. 30. LA TRADUCCIÓN DE LA IRONÍA§ 3.1.2 LOS SUSTANTIVOSLa obra de Rulfo abunda en el uso de sustantivos que son utilizados con distintasfinalidades como la creación de ambiente, para marcar contraste, para uso simbólico o conel objetivo de ‘deshumanizar’.78 El escenario de los personajes está descrito en forma muybreve, sólo con los sustantivos indispensables y cuidadosamente elegidos por el autor, conla función de proveer solo la información esencial, que el lector debe de complementar. La distinción más notable es que los sustantivos usados por los narradorespertenecen principalmente a categorías lexicales ‘concretas’, porque sirven para referir apersonas, sucesos, objetos de uso corriente etc. Las palabras utilizadas por el gobernadorforman parte de una categoría más abstracta, es decir aluden a términos como honradez,austeridad, certidumbre, ambición, fuerzas vivas del Estado etc. Un sustantivo usado con mucha frecuencia es ‘cosa’, lo cual tiene el prepósito deimitar o reflejar un lenguaje inculto.79 Los campesinos no pueden encontrar, por suignorancia, los términos más precisos para expresar sus ideas. Por ejemplo: “Bueno, con el argüende de afuera la cosa aquí dentro pareció calmarse.” “[...] el gobernador se quitó el saco y se desabrochó la corbato, y la cosa siguió de refilón.”El sustantivo ‘cosa’ también se utiliza con una connotación de rechazo, siempre implicauna degradación de lo nombrado.80 Por ejemplo: “Hasta que el catrincito aquel nos vino a decir que se trataba de don Benito Juárez. ¡Y las cosas que dijo!”y “La cosa es que aquello, en lugar de ser una visita a los dolientes y a los que habían perdido sus casas, se convirtió en una borrachera de las buenas.”Con frecuencia aparecen sustantivos que refieren específicamente a una parte del cuerpo,como si fueran entidades independientes del resto del cuerpo del personaje. SegúnGutiérrez Marrone esa técnica expresa una visión de desintegración hacia el mundo por78 Gutierrez Marrone, N. El estilo de Juan Rulfo: estudio estilístico, New york 1978, p. 5579 Gutierrez Marrone, N. El estilo de Juan Rulfo: estudio estilístico, New york 1978, p. 5680 Gutierrez Marrone, N. El estilo de Juan Rulfo: estudio estilístico, New york 1978, p. 57
  31. 31. LA TRADUCCIÓN DE LA IRONÍAparte del escritor, y una profunda alienación de los personajes.81 Miravalles Rodríguezañade que Rulfo alcanza un efecto sumamente irónico al remedar esa ‘parafernaliagesticulatoria’ que acompaña la retórica.82 “Se fue enderezando, despacio, muy despacio, hasta que lo vimos echar la silla hacia atrás con el pie; poner sus manos en la mesa; agachar la cabeza como si fuera a agarra vuelo y luego su tos, que nos puso a todos en silencio.”Otro aspecto interesante de este mismo fragmento es el uso del infinitivo como recursoestilístico para acentuar los movimientos mecánicos del gobernador, pero volveremossobre ello en la parte que trata del uso de los verbos. Como antes mencionado, Rulfo emplea algunos sustantivos con la finalidad dedeshumanizar sus personajes, lo que contribuye a la degradación que es la esencia de laironía en este cuento. Con recursos lexicales sutiles Rulfo consigue crear un ambiente endonde se desvanecen los límites entre animales y humanos, además ridiculiza a cada formade autoridad, tanto la autoridad política y administrativa como la autoridad eclesiástica.Un ejemplo humorístico encontramos al principio del texto cuando los interlocutores estándiscutiendo sobre el lugar donde sucedió el terremoto. El narrador cuenta que la gentesalió de los escombros corriendo derecho a la iglesia, pero parece que en Tuzcacuexco noexiste ninguna iglesia. No la hay. Allí no quedan más que unas paredes cuarteadas que dicen fue iglesia hace algo así como doscientos años; pero nadie se acuerda de ella, ni de cómo era; aquello más bien parece un corral abandonado plagado de higuerillas.Con el uso de la palabra corral en el fragmento anterior, el autor compara la iglesia con uncorral porque los interlocutores parecen no saber distinguir las dos cosas. En este sentidose degrada lo más alto en la sociedad mexicana: la iglesia. Se pone en ridículo no sólo a laiglesia sino también a la gente que va corriendo directamente hacia la iglesia; es como elganado que huye de la catástrofe natural y se refugia en su corral. Pero el corral, o lapretendida iglesia, está abandonado y surge una degradación de la iglesia al momento quedicen que la iglesia parece más bien un ‘corral abandonado’. La gente abandonó su iglesiacomo animales habían dejado su corral, queda sobreentendido que se equipara la gentecon los animales de la granja. El traductor optó por no traducir la palabra ‘corral’,81 Gutierrez Marrone, N. El estilo de Juan Rulfo: estudio estilístico, New york 1978, p. 5882 Miravalles Rodríguez, L., Procedimientos lingüísticos de la ironía, p. 1557
  32. 32. LA TRADUCCIÓN DE LA IRONÍAmientras que podía traducirlo con ‘kraal’ o ‘erf’. Se puede definir esta estrategia demantener la palabra corral en el texto meta como un tipo de ‘alienación’ o ‘exotización’,es decir la adaptación literal de una palabra de la lengua fuente en el texto meta. 83 Nopodemos adivinar qué fue la motivación para esta elección, pero sería mejor haberlotraducido con un equivalente neerlandés, ya que existe una traducción apta, en lugar deusar un término desconocido. Suponemos que un lector holandés, que no domina elespañol, no sabe qué significa un corral y como consecuencia no captará la ironía de esacomparación entre los humanos, la iglesia y el ganado. La degradación de la iglesia se hace aún más irónico cuando directamente despuésmencionan el rancho el Pochote como el lugar donde se ubica una capilla. Para el lector eshumorístico porque todo parece ser relacionado con ranchos y ganados; ya es la segundavez que los interlocutores confunden la iglesia con algo relativo a la agricultura. Noobstante en la traducción neerlandesa la mención de El Pochote como ‘boerderij’ es laprimera vez que el lector se confronta con el paralelo con el campo y por consiguientedicha deshumanización, ya que no es muy probable que antes ha captado el sentido irónicodel corral. Un caso parecido se presenta en el fragmento siguiente: [...] la gente estaba que se le reventaba el pescuezo de tanto estirarlo para poder ver al gobernador. [...] de mensen hadden pijn in hun nek van het proberen iets van de gouverneur op te vangen.Pescuezo es una palabra bastante informal, con una connotación negativa, refiriendo másbien a animales que a seres humanos y es de otro nivel estilístico que ‘cuello’. También elverbo reventar es bastante brutal y en consecuencia la combinación de las palabrasreventarse y pescuezo provoca una sensación completamente diferente que pijn in hunnek hebben, lo que es una expresión más normal y de un registro más alto. Además sepierde la referencia a animales. Hubiera sido traducido un poco más informal y con unaexpresión más fuerte para transmitir el lenguaje coloquial, por ejemplo: […] de mensen verrekten hun nek bijna om iets van de gouverneur op te vangen.Otro sustantivo que obviamente es de importancia en ese cuento, es la palabra derrumbe.La palabra derrumbe del título tiene otro sentido, además del sentido superficial de undesastre de la naturaleza. Es claro que Rulfo no enfoca como tema el terremoto, sino los83 Chesterman, A., “Vertaalstrategieën: een classificatie” en: Denken over vertalen (ed. Naaijkens, Ton), 2004p. 258
  33. 33. LA TRADUCCIÓN DE LA IRONÍAacontecimientos alrededor y el comportamiento de la autoridad. La traducciónneerlandesa De dag dag alles instortte sabe traducir ese doble sentido. El traductor haconvertido el sustantivo en un verbo conjugado, pero por la adición del pronombreindefinido alles se transmite el tono irónico. Aquí vemos que el traductor optó por añadirun complemento de modo para reflejar el tono del texto fuente y para transmitir el doblemensaje del título. En capítulo 2.3 sobre la traducción de la ironía hemos visto que una delas estrategias que propone Barbe implica la adición de una señal para indicar la ironía yefectivamente en este caso el traductor ha empleado esa misma estrategia.§ 3.1.3 LOS ADJETIVOSLa actitud negativa de Juan Rulfo frente a los adjetivos es muy conocida, ya que losconsidera parte de un lenguaje barroco y al referirse a la prosa española el escritor diceque le parece débil porque los españoles ‘adjetivan mucho’.84 Por lo tanto Rulfo suele usarsolamente los adjetivos más indispensables. Además el cuento está escrito desde el puntode vista de personajes humildes del campo, ya que una prosa llena de adjetivos resultaríaen un lenguaje no muy creíble. Como consecuencia, con excepción del discurso del gobernador, el lenguaje secaracteriza por la escasez de adjetivos. Pero Rulfo no solamente ha tenido mucho cuidadocon el número de adjetivos, sino también con el tipo de adjetivos. Son en su mayor parteobjetivos y sirven para dar breves características sobre color, forma o estado.85 (p.ej. unasparedes cuarteadas, corral abandonado, gente conocedora, mesa llena) Un tipo de adjetivo que se usa con mucha frecuencia son los pronombresdemostrativos usados como adjetivo y ‘aquello’ es el más aplicado. Esta clase de adjetivono añade información en ninguna forma, sino que agrega un cierto tono de imprecisión,por lo cual los hechos narrados siempre serán poco definidos.86 (p.ej. por esos días, elcatrincito aquel, la canción esa, el monumento aquél) La colocación del pronombre detrásdel sustantivo pone el énfasis en el sustantivo, por lo cual esta característica relativa alléxico se convierte en un rasgo estilístico del cuento. La vaguedad de las referencias apersonas y objetos también contribuye al tono irónico. Este rasgo estilístico no es tannotable en la traducción neerlandesa. En primer lugar porque la morfología de lospronombres demostrativo (die, dat, deze) es mucho más sencilla y muy parecida, encomparación con las variaciones del español como (ese/esa, este/esta, aquel (la). Además84 Entrevista con J. Rulfo “Juan Rulfo examina su narrativa” en: Juan Rulfo. Toda la obra, Madrid 1992, p. 87585 Nina Gutierrez Marrone, El estilo de Juan Rulfo, p. 6786 Nina Gutierrez Marrone, El estilo de Juan Rulfo, p. 67
  34. 34. LA TRADUCCIÓN DE LA IRONÍAes de importancia que el holandés no tiene la posibilidad de colocar un adjetivo detrás delsustantivo, por lo cual resulta más difícil poner énfasis.Por ejemplo la traducción de ‘catrincito aquel, aquel fulano, fulano aquel’ lleva a,respectivamente ‘die chique vent, die kerel, die kerel’; las cuales son variaciones muchomenos ‘marcadas’, teniendo por resultado que los sustantivos concretos son enfatizados enlugar de los adjetivos que deberían transmitir la vaguedad. No obstante podemos observarun cambio interesante en cuanto a la traducción de ‘catrincito aquel’ como ‘chique vent’.En este caso el traductor optó por añadir un adjetivo y como consecuencia surge unayuxtaposición de palabras opuestas. La incompatibilidad entre las palabras ‘chique’ y‘vent’ se puede definir como un collocative clash, lo que según Leech & Short funcionacomo recurso para provocar ironía. En cuanto al uso de los adjetivos, surge un gran contraste entre el diálogo de losdos narradores y el discurso del gobernador. Los interlocutores solamente usan losadjetivos indispensables para describir el escenario (p.ej. paredes cuarteadas, corralabandonado, disco rayado, pura verdad etc.) El empleo de adjetivos como ‘mero’ y ‘puro’además sirve para reflejar el habla popular de Jalisco. Podemos encontrar a lo máximo veinte adjetivos en la parte de los interlocutores,en cambio encontramos alrededor de treinta adjetivos en el fragmento breve delgobernador. No solamente el número de adjetivos, pero también el tipo contrasta muchocon el resto del texto. El discurso del gobernador se caracteriza por el uso excesivo deadjetivos ‘cargados’ que refieren a temas como la ética y cuestiones morales: el deseoneroniano, concepto ontológico y humano, o a temas de la política: idealismorevolucionario, supremo vínculo, cooperador omnímodo, principios democráticos,manifestaciones políticas etcétera.§ 3.1.4 LOS VERBOSLa utilización de los verbos en el cuento es muy variada, tanto en tipo de verbos, comoformas modales y por el papel que desempeñan. Aparte de la abundancia de verbosdinámicos que se refieren a la acción física, como hablar, sentar, llegar, comer etc., elestudio de Gutierrez Marrone también señala la importancia de dos tipos de verbos,aquellos que expresan dudas y los verbos relacionados con la memoria.87 Los verbos deduda son por ejemplo: parecer, debe ser, no saber. El elemento de la memoria también esun aspecto muy importante en El día del derrumbe, ya que los interlocutores no están87 Nina Gutierrez Marrone, El estilo de Juan Rulfo, p. 70
  35. 35. LA TRADUCCIÓN DE LA IRONÍAnunca seguros de nada hasta que al final el narrador dice: “Ora me estoy acordando que sífue por el veintiuno el borlote”. En este fragmento el traductor ha traducido el verbo acordarse como afvragen, porlo cual el verbo de memoria se ha convertido en verbo de duda y a causa de esto elcontenido de la frase cambia mucho. La duda es un tema recurrente en el cuento, dada lacantidad de preguntas (retóricas), pero con esta frase al final Rulfo crea un gran contrasteporque de repente el narrador se acuerda exactamente cuándo fue el ‘borlote’. Encambio, la traducción neerlandesa no logra transmitir este contraste, porque el narradorse queda en la incertidumbre. Ora me estoy acordando que sí fue por el veintiuno de septiembre el borlote: porque mi mujer tuvo ese día nuestro hijo Merencio Nu ik eraan denk, vraag ik me ineens af of die rel op de eenentwintigste september was: want mijn vrouw kreeg die dag onze zoon MerencioCon el objetivo de reflejar el lenguaje popular, Rulfo utiliza varias perífrasis verbalescomo por ejemplo echar+infinitivo (echar a correr). El traductor lo ha traducido como hetop een lopen zetten y es una buena traducción porque esta expresión bastante coloquialpertenece a un registro más bajo como por ejemplo una alternativa más neutral gaanlopen. Y la gente que estaba allí de mirona echó a correr a la hora de los hechizos. En de lui die daar stonden te kijken zetten het op een lopen toen de kogels begonnen te fluiten.Otra vez surge un gran contraste entre el habla de los interlocutores y el discurso delgobernador en cuanto al tipo y la forma del verbo. El gobernador usa verbos complejos deun registro más formal, como vivificar, aunar, cristalizar, lacerar, en lugar de verboscomunes como andar, hacer, servir, comer y beber, que son frecuentemente empleadospor los narradores. El ejemplo siguiente muestra que el significado de una sola palabra puede ser demucha importancia para la idea general del texto, y aquí señalamos que el sentido de unafrase puede cambiar bastante cuando la traducción no logra transmitir una ciertaconnotación. Por ejemplo salir desfalcado implica que alguien tiene la culpa: el
  36. 36. LA TRADUCCIÓN DE LA IRONÍAgobernador está desfalcando el dinero del pueblo. La traducción neerlandés no lo capta,porque berooid solamente significa que salieron pobre (con menos dinero). Y eso que nomás estuvieron un día y en cuanto se les hizo de noche se fueron, si no, quién sabe hasta qué alturas hubiéramos salido desfalcados. En dat terwijl ze maar één dag bleven en weggingen toen het donker werd, wie weet hoe berooid we er anders afgekomen waren.Un cambio semántico también se produce en el siguiente ejemplo, a saber la diferenciasemántica entre hacer comentarios y vertellen. En holandés se traducería hacercmentarios como commentaar leveren, lo que implica que la persona que habla,indirectamente da su parecer. Sin embargo el traductor optó por traducir vertellen, queimplica una situación más objetiva; la persona sólo está contando los hechos o susobservaciones. La gente estaba que se le reventaba el pescuezo de tanto estirarlo para poder ver al gobernador y haciendo comentarios de cómo se había comido el guajolote De mensen hadden pijn in hun nek van het proberen iets van de gouverneur op te vangen en ze vertelden hoe hij de kalkoen gegeten had.En ese apartado tratamos el tipo de verbos y volveremos sobre el uso de los verbos encapítulo 3.2 en el que elaboramos la gramática y la sintaxis más profundamente.§ 3.1.5 EL LENGUAJE COLOQUIALComo ya hemos visto el lenguaje coloquial desempeña un papel muy importante en estecuento, por lo tanto elaboraremos unos ejemplos ilustrativos. El vocabulario y los girosidiomáticos son elementos imprescindibles para reflejar la autenticidad del lenguajehablado. Como dice Alberto Gil: “En este campo, el arte del autor consiste en superar loslímites de un lenguaje estándar esparciendo entre sus personajes diversos sociolectos oparticularidades idiosincrásicas. Con ello ganan los protagonistas no sólo en autenticidad,sino también logran una personalidad propia dentro del mundo ficticio de la novela.” 8888 Gil, Alberto. “La veracidad del diálogo literario” en: Diálogos hispánicos de Amsterdam. La semiótica deldiálogo, Haverkate, H. (ed.) Amsterdam 1987 p. 139
  37. 37. LA TRADUCCIÓN DE LA IRONÍAEntonces el autor puede emplear un amplio repertorio de posibilidades para elaborar suspersonajes e imitar su lenguaje. Un recurso estilístico que emplea Juan Rulfo para imitar el lenguaje coloquial delcampo de Jalisco es el uso abundante del diminutivo. Esta clase de palabra es de granimportancia para la creación de la ironía en El día del derrumbe, no tanto por lafrecuencia con la que se hallan en el texto los diminutivos, sino más bien por la funciónque desempeñan y el efecto que tienen en el lector. En el texto aparece por ejemplo lapalabra capillita y en ese sentido el diminutivo sirve únicamente para señalar que es unacapilla pequeña y por consiguiente no causará problemas para la traducción, dado que noexiste otro sentido que lo literal y la traducción kapelletje está correcta. Por otro lado hayvarios diminutivos que sí tienen una función particular o un doble sentido. Un ejemploilustrativo es la palabra todita, que no se puede traducir fácilmente al neerlandés. En elsiguiente fragmento ocurre una combinación extraña del verbo pandear y el diminutivotodita con el objetivo de suavizar la frase. El texto meta lo traduce con una expresióncontraria y por eso surte efecto contrario: la palabra helemaal pone aún más énfasis enlugar de suavizar. Entonces fue allí ni más ni menos donde me agarró el temblor ese que les digo y cuando la tierra se pandeaba todita como si por dentro la estuvieran rebullendo. Nou, dan was het daar en nergens anders dat die aardbeving waarover ik u vertelde me overviel, toen de aarde helemaal bol stond alsof ze vanbinnen kookte.Como hemos dicho el objetivo principal del empleo del diminutivo es la imitación dellenguaje popular mexicano, pero también funciona como medio estilístico en el desarrollode la ironía. Una de las fórmulas lingüísticas que se plantea en el estudio de MiravallesRodríguez es la reducción y en ese sentido el uso del diminutivo sirve como atenuación delo enunciado. En la siguiente oración encontramos el complemento adverbial poquito, eldiminutivo de poco. El problema está en la traducción, porque en el neerlandés no existeun diminutivo igual. Una traducción con diminutivo sería beetje, pero no rinde unatraducción adecuada, ya que la palabra een beetje refiere a cantidad y no a tiempo.Además la expresión een beetje na de aardbeving suena poco holandés. Aunque no hay unadiferencia semántica entre las palabras poco y poquito, la elección de poquito sí tiene ungran valor estilístico porque refleja el lenguaje popular. Y a pesar de que parece unasutileza, son estos mismos recursos sutiles los que son determinantes del estilo de Rulfo.

×