Instituto Nº 9-001 “ Gral José de San Martín”
Seminario de Investigación: Arte del siglo XX
Profesoras:
ARENAS, Adriana
MI...
Identificación
Del
proyecto
¨ El vino y el arte pictórico, dos expresiones divinas que conjugan su
espíritu y su belleza en la tierra mendocina”
PALAB...
DURACIÓN DEL PROYECTO: 3 meses aproximadamente.
RESUMEN:
En la historia de nuestra provincia, esta enmarcada la
significat...
Descripción
Del
Proyecto:
Objetivos:
General:
 Comprender la relación existente entre el arte y la vitivinicultura en
Mendoza
Específico:
 Estable...
distintas manifestaciones, sino en el ámbito artístico, especialmente el pictórico
y fotográfico, los cuales representan l...
Definición y
Delimitación del
problema:
Nuestra tierra, tierra del sol y del buen vino, se acompaña de la mano del
arte y del esfuerzo del hombre por dar buenos f...
Contexto
Histórico
Mendoza, el vino y el arte, están ligados para conformar
una marca
única. Es una fusión de pasión, mist...
El arte y su relación con la estructura general de la sociedad y su
ubicación
Las manifestaciones artísticas están imbrinc...
En la cultura postmoderna no se suscita la división entre lo elitista y lo
popular, entre lo bueno y lo malo. No hay lugar...
Modelo, se fue perfilando una nueva tecnología agrícola que incluyó cambios
en el desarrollo de la vitivinicultura mendoci...
La ciudad de Mendoza del Nuevo Valle de Rioja fue fundada por el
Capitán don Pedro Ruiz del Castillo el 2 de marzo de 1561...
ende, si se produjeron entonces tales cambios tecnológicos, debe haber
implicado modificaciones en los edificios destinado...
como actividad económica, dejando prevalecer los cultivos de cereales y
alfalfares que nutrían los potreros.
La bodega cuy...
fueran emulados de tales bodegas, que habrían intentado reproducir en las
colonias con las posibilidades y limitaciones ma...
siempre se contaba con bodega propia, se podía alquilar las tierras para el
cultivo o como en España, donde se usó el sist...
La vitivinicultura colonial ha sido descrita como una actividad primordial
en la economía mendocina y sanjuanina, aunque s...
Las bodegas mendocinas no eran grandes establecimientos, sino, más
bien, recintos artesanales10
El cultivo de la vid fomen...
La Bodega Mendocina de los siglos XVII y XVIII
En realidad, el modelo de bodegas subterráneas o en cuevas común en
casi to...
este tipo de edificación en el primer cuerpo de bodega (1856) de González
Videla en Panquehua, Las Heras. Está construida ...
puertas indican la necesidad de asegurar el producto, como la de José de
Coria, con “puerta de dos manos con cerradura y l...
se revelaba como una industria en ascenso . La clase dirigente en
1864(Luis Molina Videla a cargo del poder ejecutivo en d...
Como resultado de este fenómenos experimentado a
nivel internacional y que afectó a nivel nacional y
provincial, los vinos...
resultado la industria vitivinícola mendocina a iniciado una tarea
exportadora de grandes proyecciones .
La bodega, entend...
Vino y humanidad son palabras de una
misma historia. Las crónicas suelen coincidir en que el
origen de las vides se remont...
La reaparición del vino como bebida, y la de famosas bodegas, resulto
invariablemente de los esfuerzos de monjes y monarca...
importantes para ellos: la higuera, el olivo y la vid. A la Argentina la vid llegó
desde Chile junto a los primeros coloni...
desarrolló en las más variadas regiones del país. Con la
inmigración europea también continuó el aporte de
diferentes cepa...
precipitaciones obligan a que los viñedos se desarrollen irrigados por una
compleja red de canales que distribuyen el agua...
La Zona Vitícola Argentina puede ser dividida en tres regiones bien
diferenciadas por sus características ecológicas netam...
no solo en su alta producción (por encima del 70% de la uva del país), sino por
la calidad y nivel de sus productos, de de...
Suelo y Clima: los suelos en su gran mayoría son poco profundos, con poca
pendiente y algo salinos, lo que demanda la impl...
El sistema de conducción es la espaldera baja y parral. Se destaca un alto
grado de perfeccionamiento tecnológico, que uni...
ÁREA DEL VALLE DE UCO
Ubicación: Ubicado al sudoeste de la ciudad de Mendoza, entre los 33º 5’ y
34º de latitud sur. Es un...
cualidades, dando un vino de pronunciado aroma frutal y buena acidez. En
general los vinos producidos en esta área tienen ...
Según esta clasificación los vinos de Mesa son aquellos que
generalmente son consumidos durante las comidas; siendo los vi...
2) Vinificación.
En este ítem es muy importante tener en cuenta la capacidad de las vasijas. Se
recomienda que las mismas ...
Vinos Finos Blancos.
1) Vendimia.
Con respecto a la vendimia de variedades de uvas blancas para la elaboración
de vinos fi...
Los Aromas en el vino
Dentro de los aromas del vino se
pueden distinguir tres tipos que
corresponden a diversos factores c...
de las barricas en que ha sido criado. No sólo el tipo de madera si no también
el tamaño de la barrica, su edad, su tostad...
Cuando poseen crianza en roble, también a vainilla, y aromas lácteos como la
manteca.
» Valbona Chardonnay Roble 2001
» Va...
Referencia
La viña, la vid y el vino en la sangre
del artista…
Fusión entre el Arte y la Vitivinicultura
Las expresiones a...
Las pinturas seleccionadas responden a estas tendencias. A fin de
clarificar sus características se puede decir que el REA...
Francia y que se caracterizó por el intento de capturar la luz y el instante en las
obras, pintando el "momento de luz".
E...
para ello los colores primarios —cian, magenta y amarillo— y los
complementarios —naranja, verde y violeta—.
Consiguieron ...
Entre pámpanos
Cascarini, Roberto
Oleos sobre tela
50 x 70 cm
Lectura de imagen:
Esta imagen representa la típica mujer ve...
Podando la viña
Acrilicos sobre tela
82 cm x 60 cm
Cascarini, Roberto
La segunda pintura se destaca por pinceladas precisa...
"Reina de la Vendimia"
óleo sobre tela
1 7 m de alto x 1.5 m. de ancho,
Cascarini, Roberto
1941.
Análisis:
Pintura ofrece ...
precisión, precisamente donde quiere acentuar la luz, como lo expresa en la
vestimenta de la señorita, en el pelaje del ca...
La obra de Silvia Coppo se caracteriza por la utilización de materiales
como es la acuarela, en el mismo prevalecen los co...
Análisis:
En esta obra, se destacan los colores terracotas, tierras, rojos, violetas,
azules y verdes. La presencia de luz...
celestes profundos y los violetas. En una palabra podría decirse que presenta
una importante cuota de luz en cuanto al fon...
materiales utilizados son óleos, sobre tela de medidas de 70 cm de ancho por
50 cm de largo.
Su pintura se evidencia por c...
Técnica: oleo s tela
Tamaño: 50 cm x70 cm
Jose E Ianardi
Análisis:
En esta obra es posible visualizar más claramente la be...
Malbec de Vistalba
Técnica: óleo s mdf
Tamaño: 70 cm x90 cm
Jose E Ianardi
Análisis:
En esta pintura tiene rasgos propios ...
El foco de luz se dirige desde la perspectiva diagonal derecha y se
refleja en las hojas de parra del viñedo y en la facha...
El espacio es bidimensional volumétrico y el ritmo es más libre.
Viñedos de Luján
Óleo sobre tela
85 cm x 58 cm
José E Ian...
Poda de la viña
Oleo sobre tela
80 cm x 140 cm
José E Ianardi
Análisis:
Esta imagen representa la labor del obrero que pod...
El espacio es bidimensional volumétrico y el ritmo libre.
La Antigua bodega
Óleo sobre tela
98 cm x 120 cm
José E Ianardi
...
Roberto Cascarini, nació en Mendoza y su personalidad estuvo
plasmada en sus expresiones artísticas. Sus obras se centraro...
Si bien usa distintas técnicas para realizar sus trabajos, el óleo es el
preferido, se expresa con cortas pinceladas de co...
mariaelena01
D58Q8560
D58Q8771
D58Q9168
Relaciones sociales de producción
Las obras seleccionadas con anterioridad han sido expuestas en
diversos ámbitos cultural...
Marco ideológico
El modo de pensar y relacionarnos determina el modo de percibir la
realidad…
Elaboración ideológica de la obra en cuanto a los condicionamientos
económicos
El arte se relaciona con el ámbito económic...
estudio crítico de su obra lo realizó la profesora Blanca Romera de Zumel.
Además contiene los testimonios de Luis Quesada...
Se desempeñó como Director de Cultura de la Municipalidad de Luján de Cuyo
entre los años 1999 y 2002; durante su gestión ...
creciendo en la apreciación de las formas, colores, belleza y la profundidad con
que percibía la naturaleza la llevó a inc...
Metodología:
La presente metodología se sustenta en un trabajo de investigación,
cuyas principales fuentes son las fuentes...
digital, obtenidas de pintores destacados de Mendoza, quienes expresan a
través de las mismas su visión de la presencia vi...
Resultados
Esperados:
Dicha investigación, de una interpretación y fácil lectura, tendrá un
acceso publico a todos cuantos...
nueva interpretación y que sea de un material de ayuda a los alumnos en la
comprensión cabal del tema en estudio.
Con este...
Plan de trabajo
Y cronograma
OCTUBRE NOVIEMBRE DICIEMBRE
Búsqueda de fuentes bibliográficas X X
Lectura de Fuentes X X
Elaboración marco teórico X X
An...
Transferencia a
Realizar
El trabajo expuesto presenta una temática cotidiana y que hace a
nuestra identidad provincial. Por ello la estrategia didá...
Recursos humanos
Los recursos humanos empleados consistieron en consultas periódicas a
las profesoras de la Cátedra de Seminario de Arte, p...
Referencias
Bibliográficas
CORIA, Luis Alberto(1988), Evolución económica de Mendoza en la época
colonial Mendoza, UNC pp.117-118.
LACOSTE, Pablo,(20...
LA VITIVINICULTURA Y EL ARTE
LA VITIVINICULTURA Y EL ARTE
LA VITIVINICULTURA Y EL ARTE
LA VITIVINICULTURA Y EL ARTE
LA VITIVINICULTURA Y EL ARTE
LA VITIVINICULTURA Y EL ARTE
LA VITIVINICULTURA Y EL ARTE
LA VITIVINICULTURA Y EL ARTE
LA VITIVINICULTURA Y EL ARTE
LA VITIVINICULTURA Y EL ARTE
LA VITIVINICULTURA Y EL ARTE
LA VITIVINICULTURA Y EL ARTE
LA VITIVINICULTURA Y EL ARTE
LA VITIVINICULTURA Y EL ARTE
LA VITIVINICULTURA Y EL ARTE
LA VITIVINICULTURA Y EL ARTE
LA VITIVINICULTURA Y EL ARTE
LA VITIVINICULTURA Y EL ARTE
LA VITIVINICULTURA Y EL ARTE
LA VITIVINICULTURA Y EL ARTE
LA VITIVINICULTURA Y EL ARTE
LA VITIVINICULTURA Y EL ARTE
LA VITIVINICULTURA Y EL ARTE
LA VITIVINICULTURA Y EL ARTE
Upcoming SlideShare
Loading in …5
×

LA VITIVINICULTURA Y EL ARTE

4,922 views

Published on

Published in: Education, Travel
0 Comments
0 Likes
Statistics
Notes
  • Be the first to comment

  • Be the first to like this

No Downloads
Views
Total views
4,922
On SlideShare
0
From Embeds
0
Number of Embeds
3
Actions
Shares
0
Downloads
63
Comments
0
Likes
0
Embeds 0
No embeds

No notes for slide

LA VITIVINICULTURA Y EL ARTE

  1. 1. Instituto Nº 9-001 “ Gral José de San Martín” Seminario de Investigación: Arte del siglo XX Profesoras: ARENAS, Adriana MISERERE, Griselda Integrantes : MERCERI, Ana Paulina POQUET, Carolina Vanesa 2009
  2. 2. Identificación Del proyecto
  3. 3. ¨ El vino y el arte pictórico, dos expresiones divinas que conjugan su espíritu y su belleza en la tierra mendocina” PALABRAS CLAVES: Vitivinicultura; vino; bodegas; Regiones vitivinícolas; tipos de vinos; arte pictórico, elixir de expresión. DISCIPLINAS INVOLUCRADAS: Historia regional- Enología-Arte- Sociología TIPO DE INVESTIGACIÓN: Investigación Cualitativa: Interpretación de fuentes bibliográficas y análisis y lectura de las representaciones pictóricas. RESPONSABLES DEL PROYECTO: APELLIDO Y NOMBRE: MERCERI, Ana Paulina POQUET, Carolina Vanesa DIRECTOR/COORDINADOR: ARENAS, Adriana MISERERE, Griselda UNIDAD EJECUTORA: INSTITUCIÓN: Instituto 9-001 “GRAL JOSÉ DE SAN MARTÍN” Balcarce s/n. Barrio Círculo Médico. San Martín. Mendoza Teléfono: 02623 - 420888
  4. 4. DURACIÓN DEL PROYECTO: 3 meses aproximadamente. RESUMEN: En la historia de nuestra provincia, esta enmarcada la significatividad de la actividad vitivinícola, la misma conforma su identidad y su tradición cultural. El hombre y la vitivinicultura siempre han ido de la mano en esta provincia cuyana. El sudor de su trabajo se conjuga en la riqueza y exquisitez de sus vinos. Dicha relación entre el hombre y el vino, la vid y los anhelos, deseos y manera de concebir la realidad se transmiten y visualizan también en el arte, arte pictórico vitícola que en los últimos años en la provincia ha resurgido gracias al auge del área vitivinícola. El siglo XX en Mendoza está enmarcado con grandes pintores que exponen al mundo la provincia cuyana mediante sus representaciones pictóricas, Mendoza tierra de viñas, mujeres y vendimia”, por ello es importante conocer nuestra tierra y nuestro arte.
  5. 5. Descripción Del Proyecto:
  6. 6. Objetivos: General:  Comprender la relación existente entre el arte y la vitivinicultura en Mendoza Específico:  Establecer la significación que le atribuyen los artistas mendocinos a sus obras en relación a la vitivinicultura.  Conocer en si misma la actividad vitivinícola en nuestra provincia, su importancia y su correspondencia en el arte. Justificación y relevancia de la investigación: La vitivinicultura en Mendoza tiene una larga tradición que se remonta a los tiempos fundacionales. Los limitados conocimientos sobre el desarrollo de esta actividad en los tres primeros siglos de la ciudad han dado lugar a que esta época fuera considerada de menor relevancia vitivinícola. A partir de investigaciones recientes, han sido realizadas las búsquedas retrospectivas que iluminan la historia del vino en Mendoza. De allí que, en los siglos XVII y XVIII, ha sido revelada la existencia de un importante desarrollo de la producción de vinos finos, así como un proceso de avances tecnológicos que benefició esta actividad. De la básica bodega doméstica, frecuente en la periferia rural de la ciudad, se dio paso a construcciones más específicas, con gran tecnologización y de un crecimiento espectacular. En la época actual, siglo de grandes transformaciones e innovaciones, se ha hecho presente la vitivinicultura en la cultura popular, no solo en sus
  7. 7. distintas manifestaciones, sino en el ámbito artístico, especialmente el pictórico y fotográfico, los cuales representan los sentimientos y expresión del hombre mendocino. Nuestra provincia se destaca partir de ello, lo cual no solo se enmarca en el plano regional sino que se expande a lo internacional. La Vendimia, signo de vitivinicultura, sintetiza tradiciones, creencias, mitos y costumbres de Mendoza. Vendimia es nuestra música, nuestra poesía, las comidas, las supersticiones y nuestra fiesta. Vendimia está ligada a la “historia no escrita del pueblo”. El cultivo de la vid y la industrialización de sus frutos, en Mendoza es mucho más que una actividad económica; es una expresión popular del sentimiento de amor y adhesión hacia el trabajo y la riqueza colectiva. Mendoza es vendimia, porque la siembra y la cosecha son una clave secreta de la vida de los mendocinos, esa vida signada por el esfuerzo necesario para ganar la batalla desigual contra el desierto. Declarada Octava Capital Mundial del Vino, y reconocida internacionalmente por la calidad de sus uvas, Mendoza presenta una ruta enológica a través de la cual es posible visitar pequeñas y grandes bodegas, conocer su historia y secretos, además de degustar deliciosos vinos y de embellecerse con las representaciones artísticas sobre el mismo. Este recorrido, prácticamente obligatorio para todo aquel que pone un pie en suelo mendocino, además de resultar encantador, permite la adquisición de nuestra identidad y patrimonio cultural. De esta manera es como la vitivinicultura se vincula con las expresiones artísticas, donde se escogen los colores, texturas y efectos acorde a las características de cada composición.
  8. 8. Definición y Delimitación del problema:
  9. 9. Nuestra tierra, tierra del sol y del buen vino, se acompaña de la mano del arte y del esfuerzo del hombre por dar buenos frutos, y expresar esa tradición milenaria del trabajo mediante el deseo de provocar a través de representaciones artísticas, donde confluyen los sentimientos, augurios y esperanzas de mendocinos, la empatía del espíritu y la esencia de la vitivinicultura. La vid y el vino han ocupado en todas las épocas y civilizaciones un lugar destacado en las bellas artes, entre las que se cuenta con preeminencia la pintura y actualmente se le suma la fotografía. Desde las ilustraciones y escenas mitológicas griegas, pasando por la época medieval hasta llegar al renacimiento y el modernismo, el vino ha estado siempre presente en el arte con un sentido de fondo. Por ello se plantea a partir de este nuevo siglo el interés por conocer el vínculo que se establece entre el arte y la vitivinicultura a través de sus manifestaciones pictóricas. De allí que se tienda a interrogar: ¿ El auge de la vitivinicultura y su despliegue, en la segunda mitad del siglo XX, motivó un resurgimiento en el arte argentino pictórico con relación a la misma? ” . En base a este interrogante se establece como hipótesis inicial: Desde 1980 la vitivinicultura, actividad privilegiada en Mendoza, surca los pasos de la pintura en relación a dicho actividad”
  10. 10. Contexto Histórico Mendoza, el vino y el arte, están ligados para conformar una marca única. Es una fusión de pasión, misticismo y tradición que envuelve a las bodegas y a la sociedad en su conjunto…
  11. 11. El arte y su relación con la estructura general de la sociedad y su ubicación Las manifestaciones artísticas están imbrincadas en la sociedad postmoderna actual. Esta sociedad postmoderna se caracteriza por los cambios rápidos y vertiginosos en su modo de parecer, el auge y expansión de los medios de comunicación, el consumismo y la expansión de los mercados, la tecnologización de los medios de producción y todo ello acompañado con un crecimiento de la cultura y de las expresiones artísticas en todos sus niveles. Las grandes transformaciones vividas por el siglo XX se desarrollan en torno a tres ejes, núcleos esenciales del nuevo estatuto del conocimiento: la informatización de la sociedad, el acceso abusivo de los medios de comunicación a la vida cotidiana, el predominio del feroz sistema de consumo en el que se basan las sociedades occidentales, para reafirmar que en esta nueva sociedad, las actividades que en ella predominan no son solo las de producción/consumo de bienes, sino las de creación, la diversidad , las expresiones artísticas de un mundo en constante cambio, las representaciones de aquello que nos hace un pueblo único y con características propias, la revalorización de lo autóctono, y la difusión de la información y servicios. La información se constituye en la principal fuerza de producción que reafirma lo heterogéneo y relativo y esencialmente en la aceptación de que si algo existe, son las múltiples existencias que constituyen una pluralidad de narrativas, expresiones culturales y discursos o visiones de un mundo que no portan verdades definitivas. En gran medida, la cultura postmoderna nace como rechazo a la concepción de una unidad del mundo físico y social, para primar su centro de interés en los temas sociales, en la diversidad y reconocimiento del otro y principalmente en una revalorización de lo autóctono, de la originalidad, y de las expresiones y sentimientos que conforman una identidad local, regional o nacional.
  12. 12. En la cultura postmoderna no se suscita la división entre lo elitista y lo popular, entre lo bueno y lo malo. No hay lugar para el maniqueísmo. Lo bueno es relativo y lo malo también. No tiene sentido alguno dividir al mundo en dos mitades: la civilización y la barbarie. De allí, la importancia del arte y de sus representaciones pictóricas. El arte expresa las diferentes miradas acerca de una realidad, de acuerdo al parecer o sentir del artista. El arte y sus pinturas permiten conectarse con esa realidad de la cual se forma parte, integrante de la cultura y de la identidad local, es un abrir de un libro que indica la raíz de una identidad que marca la historia y la conformación social que hace una historia y reconocimiento local y no otra. El lugar del arte y su relación en el conjunto de la estructura social, y su relación con los diferentes ámbitos Para poder establecer la relación entre el arte y la actividad vitivinícola mendocina en los tiempos actuales, se debe realizar un recorrido histórico que permita comprender el surgimiento de esta actividad en los suelos de la provincia cuyana. Por ello a continuación se expone el origen de la bodega mendocina, del vino y las relaciones que se infieren de los mismos en relación a la actividad pictórica. BODEGA MENDOCINA DE LOS SIGLOS XVII Y XVIII Mendoza, ciudad capital de la provincia del mismo nombre en la región de Cuyo, situada en el centro-oeste argentino, fue recientemente declarada 8ª Capital Internacional del Vino. El desarrollo de la vitivinicultura mendocina ha sido tradicionalmente atribuido al período de europeización del país fomentado por la famosa “generación del ´80”. Los cambios ideológicos de este grupo condujeron al progreso de la Nación en detrimento de la tradición cultural española. A partir de mediados del siglo XIX, con la contratación del agrónomo francés Michel Aimé Pouget, creador de la Escuela de Agricultura y Bodega
  13. 13. Modelo, se fue perfilando una nueva tecnología agrícola que incluyó cambios en el desarrollo de la vitivinicultura mendocina. En 1885, el tren llegó a esta ciudad. Con este medio de transporte, llegaron miles de inmigrantes italianos, españoles, franceses y de tantas otras naciones. Muchos de ellos habían experimentado en sus países de origen la tarea vitivinícola y se afincaron en la provincia con el objetivo de plantar viñas y elaborar vinos. Surgieron así, a fines del siglo y en la primera mitad del siglo XX, las grandes bodegas que respondieron al modelo industrial. Se elaboraron vinos en grandes cantidades y se construyeron para ello las “bodegas más grandes del mundo”. Los apellidos Tomba, Giol, Gargantini, Arizu, Escorihuela, Benegas, y tantos más, fueron los protagonistas de este período de la vitivinicultura mendocina. A ellos se atribuye la paternidad y el éxito de nuestros vinos. Sin embargo, quienes se ocuparon de la historia económica y social mendocina, dejan bien claro que antes de ellos hubo vitivinicultura en Mendoza. Es más, se reconoció que fue una actividad relevante para el desarrollo del comercio regional y que hubo buenos y muy buenos vinos que sirvieron como moneda de intercambio. Todo indica que Mendoza es poseedora de una fuerte tradición vitivinícola que se remonta a sus tiempos fundacionales. La vitivinicultura en Mendoza es una actividad tan antigua como la ciudad. Los limitados conocimientos sobre su desarrollo, en los tres primeros siglos, han dado lugar a que esta época fuera considerada de relativa relevancia vitivinícola. A partir de investigaciones recientes, han sido realizadas las búsquedas retrospectivas que iluminan su historia en Mendoza. De ellas surgió que en los siglos XVII y XVIII se produjo un importante desarrollo de la producción de vinos de calidad, así como un proceso de avances tecnológicos en beneficio de la vitivinicultura. De la básica bodega doméstica, frecuente en la periferia rural de la ciudad y aún dentro de ésta, se dio paso a construcciones más específicas destinadas a la fabricación de vinos y aguardientes.
  14. 14. La ciudad de Mendoza del Nuevo Valle de Rioja fue fundada por el Capitán don Pedro Ruiz del Castillo el 2 de marzo de 1561. Desde entonces, uno de los aspectos fundamentales de la vida mendocina ha sido, y continúa siendo, el desarrollo de la actividad vitivinícola. El fundador dotó a la ciudad, fuera del tejido urbano, de un perímetro de tierras para cultivos destinadas a chacras y viñas, haciendas y potreros. La llegada de la vid y la producción del vino fueron inmediatas. Junto a los alfalfares, los cereales, los frutales y el olivo, la vitivinicultura fue una de las bases más importantes de su economía. Podemos afirmar que Mendoza nació con vocación vitivinícola. Cabe reconocer que los siglos XVII y XVIII fueron de verdadero auge en la vitivinicultura iberoamericana, dentro de la que se incluye Mendoza. Con el arribo del ferrocarril en 1885 se inicia una nueva etapa con la llegada de los inmigrantes que dieron inicio a la vitivinicultura industrial, alejada de las tradiciones de la colonia por las formas de cultivo y elaboración. Fueron los tiempos de los grandes y emblemáticos edificios de bodegas. Se inicia un período de auge en los siglos XVII y XVIII que no sólo tuvo lugar en América, sino que también se produjo en España dentro de la industria vitivinícola. Los Borbones abrieron las fronteras entre Francia y España, dando lugar a la “nueva viticultura” y la gran expansión de las explotaciones agrícolas dedicadas a lagares y bodegas1 Esto dio lugar al mejoramiento de la calidad de los vinos españoles, y una mayor variedad y cantidad de producción2 . Los cambios en España provocaron en América situaciones beneficiosas como la emigración a las colonias españolas de franceses que aportaron sus novedades en vitivinicultura. Esto coincidió en Mendoza con la llegada del navarro francés don Miguel de Arizmendi, quien influyó para favorecer y acrecentar la producción de vinos de calidad en las bodegas mendocinas. Por 1 YRAVEDRA, Soriano, María José, Arquitectura y cultura del vino. Andalucía, Cataluña, La Rioja y otras regiones. Madrid, Munilla- Lería, 2003, p. 85. 2 LACOSTE, Pablo, “Vitivinicultura de calidad en América colonial: vino y aguardiente “a la vela” (Mendoza, siglo XVIII). Talca, 2006, artículo inédito proporcionado por el autor, p. 2.
  15. 15. ende, si se produjeron entonces tales cambios tecnológicos, debe haber implicado modificaciones en los edificios destinados a bodegas, aportando nuevas características tipológicas a su arquitectura. La evolución edilicia de la bodega mendocina, vinculada al desarrollo de la vitivinicultura como la principal actividad económica cuyana, debe ser considerada como parte de un proceso mayor, a escala regional, dentro de la cuenca vitivinícola de los Andes Centrales3 , como ha acertado en definir el Dr. Pablo Lacoste. La relación política, administrativa y socio-cultural de Mendoza por más de doscientos años como vitivinícola quedara inserta dentro del marco de la vitivinicultura chilena. Los vinos de Mendoza que llegaban al Litoral, Córdoba y al Plata, eran considerados vinos de Chile. Ningún historiador, por lo general, ha determinado esta procedencia en sus trabajos, ya que se limitaron a nominarlos como “vinos de Mendoza”. Pese al cambio de administración virreinal que afectó a Mendoza en 1776, la vitivinicultura continuó su desarrollo, llegando a convertirse en la principal abastecedora de vinos al Tucumán, el Río de la Plata y el Litoral. Desde la separación de Cuyo de la capitanía de Chile se produjo un período intermedio en la vitivinicultura que duró hasta la década de 1880. Los cambios económicos producidos a fines del siglo XVIII en Europa con la Revolución Industrial y la Fisiocracia tuvieron consecuencias en América que se continuaron en el siglo XIX, produciendo la caída de las industrias locales. Esta situación se agudizó a partir de 1828 por las luchas internas4 . Esto tuvo gran importancia durante el período de gobierno del Gral. San Martín y los preparativos del Ejército Libertador. Mendoza y San Juan debieron abastecer en todo aspecto esta empresa5 . Desde 1828 la vitivinicultura decayó 3 “La vitivinicultura en Mendoza: implicancias sociales y culturales (1561-2003)”. En Arturo Roig, Pablo Lacoste, María Cristina Satlari (Compiladores), Mendoza, cultura y economía. Mendoza, Caviar Bleu, Editora Andina Sur, Col. Cono Sur, 2004, pp. 57-114. 4 CORIA, Luis Alberto, “El siglo anterior al boom vitivinícola mendocino”. Mendoza, artículo mecanografiado en prensa, 2006, p. 7. 5 Ver: SATLARI, María Cristina, “De las reformas borbónicas a la desintegración de Cuyo”. En: Roig, A., Lacoste, P., Satlari, M. C. (Compiladores), Mendoza a través de su historia. Mendoza, Caviar Bleu, Editora Andina Sur, 2004, pp. 93-134.
  16. 16. como actividad económica, dejando prevalecer los cultivos de cereales y alfalfares que nutrían los potreros. La bodega cuyana fue parte de un conjunto de edificios rurales instalado en las chacras y haciendas de la periferia urbana, en algunos casos, y dentro de la cuadrícula urbana, en otros. Las actividades agrícolas desarrolladas en las propiedades del campo eran múltiples: cultivos de alfalfares, viñas y frutales. Cada propiedad rural tendía a una economía de subsistencia familiar, con sus remanentes de producción, en primer término, al que luego se sumaría el crecimiento productivo, dando lugar a una economía de intercambio comercial con las otras regiones del Virreinato. En tanto tipología, la bodega de vinos se ha modificado a través del tiempo, ya sea por los cambios tecnológicos de la vitivinicultura, como por circunstancias de orden geográfico, histórico, económico, de disponibilidad de materiales y técnicas constructivas. Los colonos utilizaron los procedimientos tradicionales de vinificación española derivados del lagar romano introducido durante el imperio de Roma en la Península Ibérica6 Estas técnicas fueron adaptadas a las diversas realidades de las colonias en América, siendo las desarrolladas en la Provincia de Cuyo de la capitanía de Chile muy particulares: la mayoría de sus lagares fueron de cuero de vaca sostenidos por cuatro estacas clavadas en el suelo, lagaretas de madera y posteriormente lagares de ladrillo y cal o canto rodado. Los vinos peninsulares, especialmente los andaluces, que salían del puerto de Cádiz, fueron paradigmáticos en el gusto de los españoles radicados en América. Estos vinos, por lo tanto, debieron servir de modelo a los productores del Nuevo Mundo. Por ende, es probable que los procedimientos vitícolas 6 Mª. José Yravedra Soriano, Obra citada, C. 2, pp. 92-105.
  17. 17. fueran emulados de tales bodegas, que habrían intentado reproducir en las colonias con las posibilidades y limitaciones materiales impuestas por la geografía y el medio socio-cultural. Debido al sismo de 1861, colapsaron y desaparecieron esas viejas bodegas. Poco es cuanto pueda ser detectado en tanto testimonio material de la época colonial y poscolonial. De todos modos, a través de los documentos escritos de carácter notarial, como testamentarias y comerciales, algunos dibujos de los viajeros e interpretaciones de las descripciones literarias, es válido el intento de reconstruir hipotéticamente la bodega colonial con sus anexos de industrias artesanales y domésticos. De este período, hasta el momento, se han podido detectar las descripciones de algunas bodegas en testamentos y otros documentos notariales de nuestros archivos oficiales. Entre otras, las bodegas de la Hacienda del Buen Viaje de la Compañía de Jesús, la de los Videla, las de don Tomás de Arizmendi, la descripta por John Miers en su Viaje al Plata, la de Albino Gutiérrez, la de González Videla, estas dos últimas del llamado período de transición en el siglo XIX. LA BODEGA COLONIAL EN AMÉRICA HISPANA La conquista y colonización de América implicó la transferencia cultural por parte de los europeos que se afincaron en el Nuevo Mundo. La vitis vinifera fue implantada en estas tierras. Las principales áreas vitivinícolas americanas están distribuidas en la costa oeste del continente, desde California a la cuenca vitivinícola de los Andes Centrales, pasando por México y el Perú. En general, son áreas cultivadas bajo sistemas de riego artificial, en oasis situados en las vecindades de territorios desérticos, y con proximidad a las zonas montañosas. Los cultivos estuvieron siempre vinculados a chacras y haciendas, como una actividad más entre las necesarias para la subsistencia familiar. No
  18. 18. siempre se contaba con bodega propia, se podía alquilar las tierras para el cultivo o como en España, donde se usó el sistema de aparcería17 o se convenía la “maquila” con el vecino. En el siglo XVIII tuvo una expansión la actividad vitivinícola debido a la gran cantidad de pequeños y medianos viñedos y bodegas. En América del Sur, fue Perú el primer lugar donde se implantó la actividad vitivinícola, sobre todo en la región costera, cuyo ambiente fue más propicio. Es aceptado el hecho de que las primeras cepas europeas llegaron a Cuyo desde Chile, con la conquista y poblamiento español del Valle de Huantata desde 1561. La hacienda mendocina de los siglos XVI al XIX, con sus instalaciones y bodega configura una tipología arquitectónico-espacial con características propias. Si bien está emparentada con las erigidas en el Valle Central de la capitanía de Chile, área jurisdiccional en la que se encontró inserta en la mayor parte de la época colonial, las condicionantes geográficas y económicas de Cuyo impusieron modificaciones formales y espaciales, así como los cambios tecnológicos ligados a las posibilidades materiales ofrecidas por el medio. El desarrollo de las actividades agrícolas europeas insertas por el español en el oasis, provocado por los indígenas con sus canales de riego en el Valle de Huantata implicó su adición a los cultivos nativos. La introducción de las nuevas especies vegetales y la elaboración de sus productos derivados, implicó un cambio fundamental en el uso del territorio, la conformación del paisaje rural y el emplazamiento de los establecimientos agroindustriales que, en muchos casos, superaban las ambiciones y los límites de lo meramente doméstico. Existió un elevado número de bodegas, algunas de ellas, presumiblemente, se preocuparon por la calidad de sus vinos y aguardientes. Estos establecimientos recibieron innovaciones periódicas en su tecnología que conllevaba también a adecuaciones edilicias, favoreciendo los avances en la producción propulsados a requerimiento de los vitivinicultores.
  19. 19. La vitivinicultura colonial ha sido descrita como una actividad primordial en la economía mendocina y sanjuanina, aunque su infraestructura apenas superaría el nivel doméstico, afirmando la existencia de una producción abundante de vinos buenos y muy buenos que se comercializaron en Córdoba, Santa Fe y en los territorios del Río de la Plata. La calidad de estos vinos, dejaba mucho que desear, según la mayoría de las reseñas, sobre todo haciendo referencia a los vinos que habían sufrido el largo y dificultoso camino de su traslado a los puntos de consumo fuera de Cuyo. Se los identifica como vinos comunes, tipo “carlón”, negro y áspero. Muchas veces eran adulterados con agregados de agua durante el largo camino desde Mendoza al Río de la Plata y el Litoral. Algunas bodegas se dedicaban a la fabricación de vinos de calidad, vinos de crianza, llamados “vinos a la vela”. Estos vinos eran producto de un procedimiento7 desarrollado en pocos lugares del mundo que, curiosamente, también fue experimentado en algunas bodegas mendocinas dieciochescas8 . Estos vinos, comercializados a muy alto precio, eran exportados no sólo al Río de la Plata, sino también a Chile, que aunque era tierra de vinos, no los producía, y al Perú por las rutas del noroeste. El Dr. Lacoste enfatiza la importancia de la fabricación de vinos mendocinos de calidad desde el siglo XVII, en especial con referencia al “vino a la vela”, elaborado entonces por un grupo de bodegas artesanales. A partir de los documentos del siglo XVIII confrontados en el Archivo Histórico de Mendoza, se deduce que muy pocos bodegueros pudieron haber estado técnicamente capacitados para su fabricación y conservación9 . 7 Se trata de un proceso de crianza con ciertas similitudes al de los vinos de Jerez, que pudo haber servido como inspirador de los “vinos a la vela” de que habla Lacoste. 8 LACOSTE, Pablo “Vitivinicultura de calidad en América colonial: vino y aguardiente “a la vela.” (Mendoza, siglo XVIII)”, Talca, 2006,pág. 11. 9 El productor más antiguo de esta variedad de vinos sería el capitán Juan de Cuenca Gallego, otros productores y comercializadores fueron don Miguel de Arizmendi, el capitán Juan Méndez y la bodega de los Gudiño.
  20. 20. Las bodegas mendocinas no eran grandes establecimientos, sino, más bien, recintos artesanales10 El cultivo de la vid fomentó la subdivisión de las parcelas beneficiadas por el riego11 . No había entonces grandes plantaciones de viñedos, sino propiedades acotadas cultivadas con dedicación. Las vides no se distribuyeron regularmente en el terreno12 , donde a veces aparecían áreas yermas. Estas características de la vitivinicultura mendocina estaban también condicionadas por la capacidad de regadío y la red de canales de la época. Las dimensiones de las haciendas se alejaban notoriamente de la realidad de los grandes latifundios agrícolas de la época en Sudamérica. Hacia la primera década del siglo XVIII, la elaboración de estos vinos de calidad era muy limitada, pero fue impulsor de su posterior desarrollo, un francés de Navarra, don Miguel de Arizmendi, quien se afincó en Mendoza. Acá apreció el vino local, pero pronto se dedicó a desarrollar la industria del “vino a la vela”, para lo que aportó su capacidad técnica y de innovación. Otros vitivinicultores se sumaron a esta iniciativa, constituyendo a Mendoza en el único centro vitivinícola de la colonia capaz de producir esta especialidad, sin dejar de producir vinos comunes, a precio acomodado, fácilmente comercializados y redituables a corto plazo. Es interesante dilucidar los aspectos físicos del lugar donde tales vinos finos eran elaborados, ya que siempre han sido vinculadas estas bodegas al espacio doméstico, tecnológicos para este tipo de producto deben haber condicionado aspectos espaciales y formales de las instalaciones. Las referencias halladas acerca de la arquitectura de las bodegas, indican que no han sido edificios trascendentes hasta la era industrial, cuando empezaron a solicitarse proyectos arquitectónicos para las fábricas de vino. 10 CORIA, Luis Alberto, Evolución económica de Mendoza en la época colonial (Mendoza, UNC, 1988), pp.117-118. 11 PRIETO, María del Rosario, “Formación y consolidación de una sociedad en un área marginal del Reino de Chile: la Provincia de Cuyo en el siglo XVII”,En: Anales de Arqueología y Etnología, Nº 52-53 – 1997-98. Universidad Nacional de Cuyo, Facultad de Filosofía y Letras, Instituto de Arqueología y Etnología, Mendoza, Ed. Fac. de Fil. y Letras, 2000. 12 RIVERO M, Ana M., Entre la Cordillera. Biblioteca Nacional de Río de Janeiro. pp. 128 y 129
  21. 21. La Bodega Mendocina de los siglos XVII y XVIII En realidad, el modelo de bodegas subterráneas o en cuevas común en casi toda España no era reproducible en Cuyo; los sismos y las limitaciones tecnológicas de la época no lo permitieron. Es importante señalar, que, tanto en los casos españoles como en los presentados por los investigadores en América, las bodegas vinarias no fueron de grandes dimensiones, como así tampoco los viñedos, ya que la tarea vitivinícola fue considerada como especial, necesitada del cuidado cotidiano del productor. Eso explica la vecindad con la casa habitación, en la mayoría de los ejemplos desarrollados, y el carácter de tarea familiar que le cupo siempre a la factura del vino. Estuvo presente la intención de hacer prevalecer la calidad ante cualquier otro valor. Si bien no todos los vitivinicultores tuvieron instalaciones de bodegas, llevaban sus cosechas a bodegas vecinas, pagando con el orujo, por ejemplo, la elaboración. De los documentos y trabajos analizados, surgen elementos que describen las bodegas. ellos ofrecen una descripción de la finca, la bodega y de las diversas tares vitivinícolas. De allí se rescataron los siguientes datos: la casa estaba en los suburbios, situada junto al viñedo; el edificio de la bodega constaba de un solo piso, su depósito era de un largo considerable por veinte pies de ancho; las paredes estaban construidas de adobe sin blanquear; los esclavos apisonaban las uvas dispuestas en cedazos cuyas mallas dejaban pasar la pulpa dejando los hollejos y las hojas; menciona los lagares de ladrillo y cal donde pisaban la uva con los pies hasta obtener mosto. El mosto era depositado en grandes cántaros o tinajas para su fermentación, que se tapaban con una tapadera de madera y luego sellaban con una arandela de arcilla plástica amasada con afrecho para su conservación y envejecimiento. Guaycochea de Onofri define la bodega mendocina de fines del siglo XVIII, como un simple “depósito” de vino. Toma como ejemplo la continuidad de
  22. 22. este tipo de edificación en el primer cuerpo de bodega (1856) de González Videla en Panquehua, Las Heras. Está construida de adobones de tapia con techo a dos aguas. La planta oblonga tiene su gran puerta por el lado mayor. La proporción es esbelta. La abertura para iluminación y ventilación exigidas son dos ventanitas alargadas en sentido vertical, una junto a la otra. La bodega está en pie y esta descripción puede ser verificada. Fueron edificios cuyas dimensiones estaban limitadas por los materiales y la tecnología constructiva proporcionada por el medio: unas 6 varas de ancho por un largo variable de 23, 38, 45 varas. Sus plantas angostas y alargadas, ya que las dimensiones de los troncos de algarrobo y sauces propios de la zona eran escasas, y se utilizaban para construir el techado, a doble pendiente, armado sobre tijerales amarrados con tientos de cuero. La pendiente era más fuerte en los más antiguos, suavizándose en tiempos posteriores. Los muros se construían de tierra cruda, con mampuestos de adobe secado al sol o bien de tapial o barro apisonado dentro de un encofrado de madera. El testamento de José de Coria Salinas describe “una bodega de pared pisada y adobe…”13 . Imagen de un paisaje de tierra y verdes con el marco de la cordillera y el cielo azul mendocino y cuyano. Se instalaron los lagares, en sus diferentes tipos y materiales, tanto en el interior de la nave, como en la de Juan Cruz del Castillo, cuya “bodega de dos lagares dentro de ella, como en los corredores precedentes, o bien en ramadas levantadas en los patios, como tenía la bodega de Simón de Sosa y Mariana Rivas “una ramada con tres horcones de algarrobo y 15 varas de sauce con lagar de cuero desde donde el mosto se llevaba en noques a las vasijas en el interior de la bodega. Los pisos eran de tierra apisonada que se regaban para mantener la humedad necesaria en el interior del edificio, siguiendo la tradición andaluza. Las aberturas eran escasas y de pequeñas dimensiones, a fin de asegurar el control térmico. Las aberturas enrejadas como en la bodega de Juan Cruz del Castillo, donde “el patio principal de dicha bodega con dos puertas de reja…”y las llaves en las 13 La vara era una medida española variable entre 0,84 y 0,86 m.
  23. 23. puertas indican la necesidad de asegurar el producto, como la de José de Coria, con “puerta de dos manos con cerradura y llave…” Ya alrededor de 1797( pleno siglo XVIII) se produce un periodo de transición entre la industria tradicional y la industria moderna . En esta etapa conviven las bodegas de muros de adobe, techos de caña, lagares de cuero, con las nuevas tendencias que dirigían la industria hacia los muros de ladrillo, techos de metal, lagares de cal y ladrillo, así también entre los cambios ocurridos de sustituyen las botijas de cerámica por los barriles de madera. Este ciclo de transición se puede subdividir en cuatro etapas: a) 1767-1830: Comprende desde el momento y auge de la caída de los jesuitas hasta el advenimiento de la dictadura de Rosas. En este período se produjeron cambios importantes en la industria vitivinícola: cambio de la botija de cerámica, como medio para la conservación del vino, por el barril. Se comienza a utilizar el ladrillo y la cal en las bodegas, pero aun conviviendo con los materiales tradicionales. b) 1830- 1853. Período de crisis de la actividad vitivinícola durante el periodo rosista. La crisis vivenciada en la vitivinicultura se corresponden con la falta de seguridad jurídica, el auge de la violencia y el terrorismo de Estado. En este periodo el gobierno confiscaba las propiedades de los adversarios políticos. c) 1853-1910. Etapa de la Constitución Nacional y normalización institucional del país, coincidiendo con una etapa de reactivación de la vitivinicultura, favorecidas por el sistema de transportes( ferrocarril) y la apertura de inversiones provenientes de capitales extranjeros. Mendoza aumentó la superficie de viñedos, la cantidad de bodegas y la capacidad de elaboración de vinos. La vitivinicultura
  24. 24. se revelaba como una industria en ascenso . La clase dirigente en 1864(Luis Molina Videla a cargo del poder ejecutivo en dicho año) impulsó el desarrollo de esta actividad productiva. Paralelamente a ello Mendoza, consolidó una industria del vino, con la adopción de un modelo de distribución de la tierra. La viña permitió la pequeña propiedad apoyada en el trabajo intensivo, generando un sistema social mas equitativo y democrático en Mendoza, diferente al modelo terrateniente y oligárquico establecido en La Pampa, ya que era un modelo de mayor democracia social y económica, con mayor cantidad de empresarios y pequeños propietarios agrícolas e industriales, dando origen a una pequeña burguesía local. d) 1910- actualidad. Nueva etapa: incorporación del ladrillo y la cal, junto a la tecnologización del sistema productivo. En este periodo hay que destacar dos subetapas: 1) El aporte inmigrante y la crisis de 1930 y 1970. Con la llegada de españoles e italianos a la provincia , en vez de desarrollar un producto con características propias, trataron de imitar los modelos de la vitivinicultura europea. Así los vinos comenzaron a adoptar denominaciones europeas como Borgoña, para los tintos, Chablis, para los blancos, Oporto y Jerez, para los dulces y Champagne para los espumantes. Años mas tarde en 1930 Argentina se vio fuertemente afectada por el contexto internacional, ya que cayeron las exportaciones y los precios de los productos que se vendían al exterior, generando problemas de acumulación de productos en el mercado interno y su consiguiente caída en el mismo.
  25. 25. Como resultado de este fenómenos experimentado a nivel internacional y que afectó a nivel nacional y provincial, los vinos fueron derramados muchas veces en las acequias ante la imposibilidad de su venta. Ante dicha situación el Estado provincial, desarrolló políticas activas como regulador de la industria vitivinícola. Se creó la Junta Reguladora de Vinos, que estableció la clave para la recuperación económica mendocina: se tendió a arrancar las viñas de cepas criollas con alto rendimiento por hectárea y baja calidad, por la uva francesa “ Malbec” de menor rendimiento pero de alta calidad. La llegada del gobierno nacional peronista, estableció en 1954 la estatización de la bodega Giol, y en 1959 con la sanción de la ley 14.878 de creó el Instituto Nacional de Vitivinicultura quien regula y profundiza la tarea de la Junta Reguladora de Vinos. Sin embargo paralelo a ello el Estado mantuvo una política proteccionista manteniendo fuertes aranceles aduaneros a fin de mantener el comercio interno. Con la crisis de 1970 Mendoza se vio subsumida en una nueva depresión vitivinícola. e) 1980 hasta nuestros días: La presente etapa que perdura hasta la actualidad se caracteriza por la incorporación e iniciativa de inversores extranjeros a la provincia. Las inversiones provienen de Chile, Francia, Austria, Gran Bretaña y Portugal. Así en los últimos 15 años se han producido grandes avances en el mejoramiento de la calidad de los vinos como en el proceso tecnológico, envasado de origen y comercialización. Como
  26. 26. resultado la industria vitivinícola mendocina a iniciado una tarea exportadora de grandes proyecciones . La bodega, entendida como edificio industrial donde se elaboran y guardan los vinos forma parte de la historia del arte por su participación en las resoluciones formales y espaciales del hábitat humano, que junto a toda la actividad vitivinícola conforman “ obras de arte”,ya que ocupan un lugar destacado en la vida misma del hombre, por ser expresiones del ser y del obrar, las cuales están provistas de una voluntad formal y estética visualizadas en el arte. Además algunas obras pictóricas destacan la importancia de las bodegas en cuanto, es allí donde el vino mágico, toma forma, cuerpo y sabor. Es en los toneles de madera, donde el vino se añeja, donde adquiere toda su esencia y esplendor mendocino. El vino y la pintura en Mendoza El vino ha inspirado gran parte de la producción artística de Mendoza. Los pintores de esta provincia, han realizado sus obras bajo el influjo de la industria del vino, y muchos de ellos lo han realizado a través de sus creaciones- Para poder explicar la relación entre el vino y la pintura se expone el origen del vino, los tipos de vino y el proceso de elaboración del mismo como las zonas vitivinícolas mas propicias en nuestro país y en la provincia de Mendoza. Orígenes de una bebida milenaria Escritos chinos, libros indios, dioses griegos, inscripciones egipcias y crónicas americanas garantizan que hombres y vino tienen un pasado común, un presente perfecto y un futuro prometedor.
  27. 27. Vino y humanidad son palabras de una misma historia. Las crónicas suelen coincidir en que el origen de las vides se remonta al período terciario del tiempo geológico: mucho antes de la aparición del hombre. Se estima que fue en Asia Menor desde donde se extendió la vid por toda la cuenca mediterránea; luego llegó a Europa, Australia, África y América La historia del vino se remonta al viejo testamento (Génesis 9:20) cuando es mencionado por Noé. En Grecia antigua, el vino era tomado con agua (tomarlo sin mezclarlo era mal visto); Teócrito describe a los vinos como venerables cuando cumplían los 4 años de edad. Por aquel entonces era guardado en toneles, recipientes hechos en pieles de cabra y ánforas impermeabilizados con aceites y trapos engrasados; por lo que el aire estaba en contacto con el vino en todo momento. Los romanos demostraron mejor cuidado y mejor vino a través de los vinos Falernianos de un año de añejamiento introduciendo otros recipientes. Aunque de todas formas no se llego hasta la maduración completa del vino cuando se introdujo la botella con corcho. El vino conservado en madera no alcanza la madurez hasta pasados los tres años; mantenido mayor tiempo no mejoraba pero podía deteriorarse. Los toneles eran mantenidos hasta 20 años hasta el final del siglo XVIII, momento en que fueron mejorados; pero el hábito fue abandonado y los connoisseurs encuentran en ello un tema para discusión. Los romanos plantaron viñedos en todos los lugares en que la uva soporto el clima (África del norte, España, Gaul, Inglaterra e Iliria). Los cultivos permanecieron para consumo local, en particular para la Sagrada Comunión, por lo que su cuidado paso a ser preocupación de los eclesiásticos.
  28. 28. La reaparición del vino como bebida, y la de famosas bodegas, resulto invariablemente de los esfuerzos de monjes y monarcas distinguidos por su devoción a la iglesia. La mayoría de los vinos locales eran de baja calidad, especialmente de áreas actualmente consideradas como de alta latitud. El Vin de Suresnes de las afueras de París se transformó en algo fino. En Inglaterra existen registros de Vinos Espumantes de la variedad Welsh que datan del siglo 19 en producido en las afueras de Cardiff. Si bien las plantaciones mas importantes son atribuidas a Carlomagno, no fue hasta el siglo XII que las grandes plantaciones encontraron lugar y grandes mercados. Debido a las dificultades para transportar mercaderías de la época, la mayoría de los viñedos que subsistieron fueron aquellos que estaban a orillas de ríos importantes. Tal es el caso de los viñedos a orillas del Rhin en Alemania, Garonne y Loire. Otros eran producidos en la zona controlada por Venecia de Grecia donde se producían variedades de Madeira, hacia 1420. La utilización de botellas y corchos apareció para finales del siglo 17, y se atribuye su creación a Dom Pierre Pérignon de Hautvillers, padre del mercado del Champagne. Otro descubrimiento, al que se llegó, pero por error, fue la obtención de vinos dulces y bouquet, los cuales se producían dejando que las uvas entraran en cierto fermento todavía en los viñedos y parras, en el año 1775 en Rheingau. Esta pourriture noble (podredumbre noble) era causada por la presencia de cierta microdermia especial que hizo posible algunos Sauternes y conocidos algunos vinos de Hungría afectando ciertos toneles. También durante el siglo 17, fue cuando los productores de Madeira, Jerez y Oporto comenzaron a fortificar sus vinos agregando Brandy durante la elaboración. La tradición de los vinos franceses llegó a América con los españoles, que transportaban durante la Conquista las especies vegetales mas
  29. 29. importantes para ellos: la higuera, el olivo y la vid. A la Argentina la vid llegó desde Chile junto a los primeros colonizadores que pisaron nuestro país. Terruños, suelos del vino En América Latina la vitivinicultura tiene más de cinco siglos, y aunque se sospecha que existían vides antes de la conquista española, las cepas más difundidas llegaron desde Europa. Además de las necesidades religiosas, el vino era considerado un alimento primordial como el trigo y el aceite de oliva. Las dificultades para trasladarlo obligaron a los colonizadores a afincar viñas en cada nuevo asentamiento americano. Así fue que los frailes comprobaron que suelo y clima eran óptimos para la vid. Alrededor del siglo XVI fueron plantadas las primeras cepas en Argentina, en la región de Cuyo. El cultivo se irradió hacia el norte, siempre bordeando la Cordillera de los Andes, hasta constituir la zona vitivinícola más importante del Cono Sur. De esos tiempos data el vino “patero”, ya que el proceso de elaboración se reducía a pisar las uvas en cueros de vaca, recolectar el mosto en recipientes de cuero y trasvasarlo a tinajas de barro donde comenzaba la fermentación que transformaría el natural jugo en vino sagrado. En bodegas improvisadas, debajo de la tierra se conservaban las tinajas repletas de vino, a la espera del mejor momento para ser bebido. El tiempo y el hombre mejoraron las técnicas de elaboración y conservación hasta llegar al desarrollo de la vitivinicultura moderna. Las Regiones Vitivinícolas de la República Argentina La vitivinicultura argentina comenzó en la época de la conquista española, al traer los colonizadores semillas y estacas de vid. Con sus frutos se elaboraron vinos para oficiar la Santa Misa. Una incipiente vitivinicultura se
  30. 30. desarrolló en las más variadas regiones del país. Con la inmigración europea también continuó el aporte de diferentes cepajes a nuestro país. Las condiciones ecológicas hicieron que las vides perduraran en los lugares más adecuados, llegando al momento actual con un conjunto de regiones vitivinícolas que se extienden preferentemente, en las zonas predominantes a lo largo de la Cordillera de los Andes, entre los 22 y los 42 grados de latitud sur. A lo largo de más de 2.400 kilómetros, diversos microclimas dan lugar a dichas regiones vitivinícolas, cada una con sus particularidades ecológicas. Esta diversidad de condiciones climáticas, permite el cultivo en cada región de las que resultan más adecuadas, por sus exigencias y características, desde el punto de vista climático y enológico. La Cordillera de los Andes ejerce una influencia decisiva en el clima de buena parte del territorio argentino y principalmente de su zona vitivinícola. El cordón montañoso, determina que las masas de aire húmedo provenientes del océano Pacífico descarguen su humedad sobre territorio chileno y si penetran en nuestro país, el aire es seco y caliente, como es el caso del viento Zonda, típico de la Provincia de San Juan. En la Argentina, las zonas aptas para la crianza de la vid, como se ha mencionado, se extienden sobre la Precordillera de los Andes, y preferentemente en las partes altas y a la vera de los ríos que se desprenden de las cumbres. Es por eso que en Argentina la vid crece en clima semiárido, con estación invernal seca, templado o templado frío, lluvias que no pasan de los 250 mm anuales y donde el riego es, por lo tanto indispensable. En la mayor parte de la franja señalada, las altitudes son variables entre los 500 y los 1.500 m sobre el nivel del mar. Los suelos son profundos, sueltos y permeables, pobres en materia orgánica, nitrógeno total y fósforo, de reacción alcalina, ricos en calcio y potasio. Todos los viñedos argentinos están ubicados en zonas secas, con un bajo régimen de lluvias y una humedad muy escasa, por lo tanto, las escasas
  31. 31. precipitaciones obligan a que los viñedos se desarrollen irrigados por una compleja red de canales que distribuyen el agua proveniente de los deshielos cordilleranos que forman ríos de régimen irregular, cuyas crecidas estivales son captadas y almacenadas por medio de embalses y otras obras hidráulicas. Al aprovechamiento del agua superficial debe añadirse la captación de agua subterránea. La irrigación artificial permite que la provisión de agua al viñedo pueda efectuarse en los volúmenes y épocas más apropiadas, conforme al estado vegetativo de las vides y a la calidad que se busca obtener. El riego se realiza por diversos sistemas: por surcos, a manto, por goteo. Dos factores marcan de manera determinante nuestros viñedos: la abundancia de sol, que permite una excelente maduración de las uvas que llegan sin dificultades a su plenitud de aromas, sabores, color y taninos y la altitud sobre el nivel del mar, dada por la Cordillera de los Andes que en Argentina alcanza las mayores altitudes en el continente, la cual es causa de una importante amplitud térmica. Los factores expuestos constituyen una condición excepcional para la calidad y el estado sanitario de las uvas, evitando el desarrollo de enfermedades criptogámicas. Los productos vitivinícolas argentinos son naturales y libres de residuos de pesticidas. Las temperaturas apropiadas y una gran heliofanía (presencia del sol) durante todo el año permiten que las distintas variedades de vid cultivadas puedan completar perfectamente su ciclo vegetativo alcanzando, sus frutos, madurez industrial y niveles de calidad óptimos.
  32. 32. La Zona Vitícola Argentina puede ser dividida en tres regiones bien diferenciadas por sus características ecológicas netamente definidas y la diversidad de sus suelos: la Región Noroeste donde se destacan las zonas de Perico y el Carmen, los Valles Calchaquíes, Valles de la Provincia de Catamarca y la Rioja (Chilecito-Nonogasta) la Región Centro-Oeste con San Juan y Mendoza como las zonas más importantes y la Región Sur donde resaltan los Altos Valles del Río Negro. La Cordillera de Los Andes custodia los viñedos argentinos, que se extienden desde Salta hasta Río Negro. Argentina tiene el privilegio de contar con los viñedos más altos del mundo, en Salta y Catamarca, y los más australes del planeta. En la actualidad, Argentina tiene casi 230.000 hectáreas de viñedos repartidas en las provincias de Salta, Catamarca, La Rioja, San Juan, Mendoza, Neuquén y Río Negro. Nuestro mapa vitivinícola se compone de cinco regiones, cada una con características ecológicas propias, suelo y climas diferenciales. Las vides también expresan rasgos distintivos en cada terruño, y la tendencia se orienta a resaltar la personalidad de los vinos asociando su identidad a la zona de origen. MENDOZA Es el centro vitivinícola más importante del país. Actualmente existen más de 146 mil hectáreas de vid. Los suelos pobres, una notable amplitud térmica (diferencia de temperatura entre el día y la noche), escasas lluvias, la buena insolación de las uvas son factores que caracterizan a los terruños, ideales para el desarrollo de una vitivinicultura de calidad. En Mendoza radica
  33. 33. no solo en su alta producción (por encima del 70% de la uva del país), sino por la calidad y nivel de sus productos, de destacada y creciente participación en el mercado internacional. Entre las diferentes zonas de cultivo de la vid, quizás la más privilegiada en cuanto a la producción de vinos finos se refiere. En las últimas décadas ha alcanzado un alto grado de desarrollo, puesto de manifiesto en el mejoramiento de los cepajes y en el perfeccionamiento tecnológico. Las áreas cultivadas con viñedos se encuentran, a modo de oasis, próximas a los ríos de montaña más importantes, los que proveen el agua necesaria para la irrigación de los cultivos. Para completar las necesidades de riego, también se hace utilización de agua subterránea obtenida mediante numerosas perforaciones. Predominan las variedades rosadas que se destinan principalmente a elaboración de mostos concentrados y vinificación. Entre éstas podemos citar: Criolla Grande, Cereza, Moscatel Rosado y Gewurztraminer destinada esta última a la elaboración de vinos finos. Entre las variedades tintas de vinificar merecen mencionarse Malbec, Cabernet Sauvignon, Merlot, Syrah, Pinot Noir, Barbera, Sangiovese,Tempranillo y Bonarda, entre otras. Los cepajes blancos de vinificar cultivados son: Chenin Blanc, Torrontés Riojano, Ugni Blanc, Semillón, Tocai Friulano, Chardonnay, Riesling, Sauvignon Blanc, Moscato Bianco y Pedro Giménez, entre otras. Existen también áreas destinadas al cultivo de variedades de mesa y pasas. Se distinguen las siguientes áreas: Norte, Centro, Este, Valle de Uco y Sur. ÁREA NORTE: Ubicación: Comprende las áreas de menor altura sobre el nivel del mar, abarcando superficies vitícolas de los departamentos Lavalle, Las Heras, Guaymallén y San Martín, irrigadas con aguas del Río Mendoza. La altitud oscila entre los 700 y los 600 metros. Presenta marcadas diferencias con las áreas Centro y Este tanto por sus características agroclimáticas como por las variedades en ella cultivadas.
  34. 34. Suelo y Clima: los suelos en su gran mayoría son poco profundos, con poca pendiente y algo salinos, lo que demanda la implementación de sistemas de drenaje para efectuar lavados que mantengan un bajo nivel de sales. El clima es templado cálido, la temperatura media es de 25,4 ºC en el mes más cálido y de 7,2ºC en el mes más frío, lo que permite una buena maduración de las uvas. Variedades cultivadas más importantes: se cultivan principalmente las variedades rosadas: Cereza, Criolla Grande y Moscatel Rosado y entre las blancas encontramos Chenin, Pedro Giménez, Ugni Blanc y Torrontés. En cuanto a vinos tintos se adapta para la producción de vinos livianos y de marcado carácter varietal. ÁREA CENTRO Ubicación: de condiciones ecológicas extraordinarias para la vitivinicultura, corresponde al área históricamente conocida como "Primera Zona" muy prestigiada por la calidad de sus vinos. Comprende los departamentos de Luján de Cuyo, Maipú, Guaymallén y Godoy Cruz. Suelo y Clima: Los suelos son muy aptos para el cultivo de la vid, francos a franco-arcillosos con bastante material grueso (grava y canto rodado). Tienen muy buena permeabilidad y son pobres en materia orgánica y sin problemas de salinidad. La irrigación se realiza utilizando aguas del río Mendoza. En el departamento de Luján de Cuyo la vid se cultiva en el pedemonte de los cordones montañosos, a más de 850 metros sobre el nivel del mar, en excelentes condiciones ecológicas. El clima templado, variando de templado frío a templado cálido, según se avanza de sur a norte, es adecuado para permitir la óptima maduración de las uvas. La parte que limita con el área norte tiene características similares a las de ésta. Variedades cultivadas más importantes: predomina el cultivo de variedades de alta calidad como Malbec, que en estas condiciones agroclimáticas experimenta una exaltación de sus características enológicas dando origen a vinos finos de gran singularidad y calidad, Cabernet Sauvignon, Chenin, Merlot, Chardonnay, Syrah, Ugni Blanc, Tocai Friulano y otros de muy buena calidad.
  35. 35. El sistema de conducción es la espaldera baja y parral. Se destaca un alto grado de perfeccionamiento tecnológico, que unido a las óptimas condiciones ecológicas y a la bondad de las variedades cultivadas, han permitido a esta área elaborar vinos finos tintos, rozados y blancos de calidad superior. ÁREA ESTE Ubicación: Ubicada a 33º 2’ de latitud sur, abarca los departamentos de San Martín, Rivadavia, Junín, Santa Rosa y La Paz. Es la mayor productora de la provincia, con el 49,34% de su superficie vitícola. El oasis abarca una extensión aproximada de 1600 Km2 y está principalmente irrigada por el curso inferior del río Tunuyán y por el río Mendoza, completándose la demanda hídrica por agua subterránea captada por bombeo. Las altitudes de la región abarcan desde los 750 metros sobre el nivel del mar, en las zonas más elevadas, llegando a 640 metros en la zona de la travesía. Suelo y clima: los suelos son de origen eólico, de textura franco arenosa y areno limosa ricos en potasio. También existen algunos suelos salinos los que deben manejarse adecuadamente mediante lavados. El clima es templado y posee un régimen superior a 2200 horas sol en el período de 210 días favorables para el desarrollo vegetativo, permitiendo la perfecta maduración de la mayoría de las variedades cultivadas. Tiene gran amplitud térmica anual, favoreciendo el reposo vegetativo de las plantas. Variedades cultivadas más importantes: Se cultivan principalmente las variedades Criolla Grande, Moscatel Rosado, Pedro Giménez, Cereza, Malbec, Bonarda, Tempranillo, Sangiovese, Barbera, Ugni Blanc, Merlot y Syrah. EL sistema de conducción más difundido es el parral, al que le siguen en importancia la espaldera alta y baja. Esta aérea ha producido progreso en el manejo de los cultivos, sistematización del riego, incorporación de tecnologías y modernas maquinarias, tanto en bodegas como en fábricas de mosto. Produce principalmente vinos de mesa, vinos finos de excelente calidad y mostos o jugos concentrados de uva. Es también importante la producción de uva para consumo en fresco y para pasas.
  36. 36. ÁREA DEL VALLE DE UCO Ubicación: Ubicado al sudoeste de la ciudad de Mendoza, entre los 33º 5’ y 34º de latitud sur. Es un valle formado por la cordillera frontal y la región de las Huayquerías. Comprende el valle del mismo nombre. Abarca territorios cultivados de los departamentos de Tunuyán, Tupungato y San Carlos, sobre el pedemonte de la Cordillera de los Andes. La altitud varía desde los 900 m. sobre el nivel del mar en la ciudad de Tunuyán hasta los 1200m en el Viejo Tupungato. Los terrenos cultivados con viñedos son irrigados por los ríos Tunuyán y Tupungato. Suelo y clima: En las zonas altas, de marcada pendiente, los suelos son pedregosos, los cantos rodados aparecen mezclados con arena gruesa y algo de limo, siendo de escasa fertilidad. A causa de su composición física y mecánica son suelos muy permeables, sin problemas de drenaje ni salinidad en su gran mayoría. Los inviernos son rigurosos y los veranos cálidos con días templados o cálidos y noches muy frías. La amplitud térmica diaria es de unos 15°C, lo que favorece una muy buena producción de color y tanino en las uvas y permite disponer de materia prima adecuada para obtener vinos destinados a una crianza prolongada. Variedades cultivadas más importantes: En esta área predominan las variedades tintas, entre las que podemos mencionar: Malbec, Tempranillo, Barbera, Merlot, Cabernet Sauvignon, Sangiovese y Bonarda. Se cultivan también variedades blancas de vinificar, tales como Semillón (principalmente en Tupungato), Torrontés Riojano, Pedro Giménez, Chardonnay y Chenin, entre otras. Mención especial merece la notable calidad de los vinos tintos principalmente de Malbec, variedad que alcanza óptimos niveles cualitativos en el Valle de Tupungato. La variedad Semillón es el cepaje blanco fino más abundante en el valle, especialmente en Tupungato, donde manifiesta al máximo sus excelentes
  37. 37. cualidades, dando un vino de pronunciado aroma frutal y buena acidez. En general los vinos producidos en esta área tienen acidez elevada. ÁREA SUR Ubicación: Ubicada a 34º 5’ de latitud sur, comprende los viñedos de los departamentos de San Rafael y General Alvear. Este oasis está irrigado por los ríos Atuel y Diamante y se ubica al pie de la cordillera principal. Suelo y clima: en general, esta área ofrece excelentes condiciones climáticas y edáficas para el cultivo de la vid. Los suelos son aluvionales, presentando gran proporción de calcáreo. Con frecuencia el subsuelo es pedregoso. Las temperaturas oscilan desde los 22ºC como valor medio del mes de enero en el distrito de Cuadro Benegas hasta 24,4ºC para el mismo mes en Carmesa. En estas condiciones la vid vegeta sin excesivo vigor, dando moderados rendimientos. Variedades cultivadas más importantes: entre las variedades cultivadas se pueden mencionar Malbec, Bonarda, Cabernet Sauvignon, Tempranillo, Chenin (que da sus características a los vinos blancos de la región) y Pedro Giménez, entre otras. Entre los sistemas de conducción predomina la espaldera baja. Se producen vinos de mesa y finos de excelente calidad. Proceso del Vino Teniendo en cuenta consideraciones generales podemos clasificar a los vinos en dos grupos conformados los mismos por los Vinos de Mesa y los Vinos Especiales. Vinos Finos de Mesa.
  38. 38. Según esta clasificación los vinos de Mesa son aquellos que generalmente son consumidos durante las comidas; siendo los vinos especiales aquellos que se consumen fuera de ellas. Siguiendo con dicha clasificación los vinos de mesa comunes deben tener características que los diferencien de los vinos finos, una de ellas está relacionada con el tiempo de consumo ya que los vinos de mesa se consumen en el año de elaboración, deben ser agradables pero a su vez de escaso costo. Los vinos finos tienen un proceso más elaborado y requieren entre otras características un mayor costo, mayores cuidados, afinamiento esmerado, etc. Elaboración de los Vinos Finos. Materia Prima. La materia prima para la elaboración de vinos finos debe ser una variedad de uva determinada, con un determinado grado de madurez con connotación al suelo y al clima. Los factores primordiales que intervienen para que un vino sea de calidad son el cepaje, el clima y el suelo. Características que Distinguen a los Vinos Finos. Vinos Finos Tintos. 1) Vendimia. Una de las premisas en esta etapa consiste en tratar de no romper los granos ni en la vendimia ni en el transporte, debiendo realizarse la misma con sumo cuidado. Al momento de realizar dicho proceso es necesario que la uva posea el grado de maduración tecnológica que para ese medio ecológico y esa variedad sea la mas indicada para proporcionar el mejor vino tinto.
  39. 39. 2) Vinificación. En este ítem es muy importante tener en cuenta la capacidad de las vasijas. Se recomienda que las mismas posean una capacidad reducida, con el objetivo de poder gobernarlas con seguridad, y de ser posibles metálicas, para poder así refrigerarlas a través de un cortina de agua. 3) Temperatura de Fermentación. Con respecto a la temperatura de fermentación, la misma debe mantenerse entre 25º y 30ºC, siendo lo ideal 27ºC. 4)Duración del encubado. Si se tiene en cuenta que se vinifica a temperaturas mas bajas que en las vinificaciones corrientes y que los vinos finos requieren un valor de taninos mas elevado es conveniente que el tiempo de encubado sea mas prolongado para la mayoría de las variedades tintas, como el Merlot, los Cabernet, el Pinot tinto, etc. 5) Fermentación Maloláctica. Cuando se dan las condiciones, el afinamiento de los vinos tintos se obtiene con la fermentación maloláctica. Por parte del vino la condición esencial es la presencia de una acidez natural suficiente, la cual se sitúa en valores de pH de 3,4 a 3,5 como máximo, y en acidez total un mínimo de 6,1g por mil, expresados en ácido tartárico. El espacio de tiempo que transcurre entre el proceso de elaboración y la degradación biológica se lo denomina tiempo o período crítico debido a que durante el proceso se mantiene una temperatura relativamente elevada lo que puede llegar a ser contraproducente, se retrasa el primer trasiego, no se adiciona SO2, ni tampoco se despeje del vino los microorganismos, quedando de esa manera el vino desprotegido. Es por lo tanto de suma importancia reducir el tiempo período denominado crítico.
  40. 40. Vinos Finos Blancos. 1) Vendimia. Con respecto a la vendimia de variedades de uvas blancas para la elaboración de vinos finos no existen grandes diferencias con respecto las recomendaciones hechas para la vendimia de variedades tintas. 2) Vinificación. Para la vinifcación de vinos finos blancos se debe seguir con los mismos pasos y normas señaladas para la vinificación en blanco (Molienda, Escurrido, Adición de SO2, Desborrado, Corrección de la acidez, Levadurado e incorporación de Ventonita) teniendo en cuenta las particularidades respecto a las vasijas, las cuales han sido ya mencionado en la vinificación en los vinos finos tintos. 3) Temperatura de Fermentación. Dentro de las posibilidades hay que mantener la temperatura de fermentación alrededor de los 20ºC , ya que si la fermentación se realiza a temperaturas elevadas es posible que se eliminen una parte de los aromas. Fermentando a temperaturas bajas se produce una mayor cantidad de glicerina, la cual le comunica redondez al vino haciéndolo amable. 4) Fermentación Maloláctica. Respecto a la fermentación maloláctica , siempre y cuando las acidez del vino lo haga técnicamente posible, hay gustos encontrados ya que gran cantidad de gente la quiere y otros no, éstos últimos son los que prefieren vinos frescos y con gusto a frutas, caracteres que anula la fermentación maloláctica, y por lo tanto prefieren la desasidificación química.
  41. 41. Los Aromas en el vino Dentro de los aromas del vino se pueden distinguir tres tipos que corresponden a diversos factores como son la variedad de uva, el terreno en el que se encuentra plantada, la elaboración a que ha sido sometida, la edad del vino y su estado de conservación. Aromas primarios o de la variedad Son aquellos correspondientes a la uva y a las circunstancias que la rodean como suelo y clima. La variedad otorga al vino su sabor y también sus aromas según sea la intensidad y la finura de los componentes aromáticos del fruto; pero para que estos se revelen con todas sus cualidades es esencial iniciar el proceso de vinificación ya que sobre todo en el prensado y la maceración pasan al vino multitud de esencias de las pieles. Aromas: Flores, frutas, vegetal y especias. Aromas secundarios o de fermentación Son los procedentes de la transformación de los azúcares de la uva en alcohol, por tanto podemos decir que dependen mucho de la concentración de azúcar, y por lo tanto del grado de madurez, de las uvas y del método de vinificación. Aromas: Alcoholes (etílico), lácticos (mantequilla), ácidos grasos (jabón y cera) aldehídos (levadura, pan, etc.) y esteres. Aromas terciarios o de crianza Son los propios de la fase de crianza y envejecimiento del vino tanto en barrica como en botella y son conocidos también como “bouquet”. Uno de los elementos que más influyen en la formación de aromas terciarios es la madera
  42. 42. de las barricas en que ha sido criado. No sólo el tipo de madera si no también el tamaño de la barrica, su edad, su tostado y el tiempo de permanecia del vino en la misma. Como segunda fase existe una maduración en botella que perfecciona y otorga elegancia al vino y que puede dar lugar a dos tipos de aromas: de reducción o procedente de la protección del vino de los efectos del aire; se conocen como aromas cerrados, de botella; y de oxidación o procedente de un proceso opuesto, es decir, del contacto del vino con oxígeno en algún momento de su vida. Ladrillo para los vinos viejos y marrones en los más oxidados. Aromas: Animal (cuero), vegetal seco (tabacos), torrefactos (café, cacao, etc), frutos secos (nueces, avellana). Cabernet Sauvignon: El aroma típico es a pimientos verdes. También se lo puede emparentar a frutos rojos: cassis, frambuesas, ciruela, mora, canela y eucaliptos. Durante el envejecimiento puede aparecer el aroma a confitura, madera, ahumado, tostado, canela y chocolate. Malbec: Es un vino carnoso que presenta aromas típicos a frutas negras, cerezas y madera, anís, frutos rojos, violetas. Cuando evolucionan aparecen la canela y toques de vainilla. Syrah: Posee aroma a frutos maduros, cerezas , cassis, mora, trufas, cedro y canela. Puede aparecer la violeta y la rosa. » Valbona Syrah 2001 Bonarda: Posee aromas intenso a frutas rojas donde aparece las moras, frambuesas, grosellas, cerezas y la frutilla. Merlot: Frutos rojos, cerezas y ciruelas maduras, hojas molidas y mermelada. En algunos aparece el caramelo. Chardonnay: El ananá, la miel, y la manzana verde son los más típicos.
  43. 43. Cuando poseen crianza en roble, también a vainilla, y aromas lácteos como la manteca. » Valbona Chardonnay Roble 2001 » Valbona Chardonnay 2001 Torrontés: Muy intensos y florales. Toques de ruda, nuez moscada, rosa, geranio, hinojo, anana y manzana. Sauvignon Blanc: Pomelo, durazno, pasto recién cortado, ruda, almizcle, manzanas verdes, ventuamente a ahumado o tostado. Marco Teórico de
  44. 44. Referencia La viña, la vid y el vino en la sangre del artista… Fusión entre el Arte y la Vitivinicultura Las expresiones artísticas están impregnadas de los sentimientos, intereses, pensamientos y deseos de los propios artistas, como así también están insertas dentro de un estilo particular de pintar, el cual se ve claramente en lo representado por el pintor. De esto deriva el Realismo, el Impresionismo, que marcan una tendencia bien marcada dentro del ámbito artístico.
  45. 45. Las pinturas seleccionadas responden a estas tendencias. A fin de clarificar sus características se puede decir que el REALISMO A mediados de siglo, en Francia, se llamó realistas a ciertos artistas que se proponía reflejar la sociedad del momento en contraposición con las fantasías y los sueños románticos. Desde entonces se suele presentar al Realismo como la antítesis del Romanticismo por la eliminación de ciertos elementos como lo fantástico, los excesos sentimentales, etc.; y el desarrollo de otros como el interés por la naturaleza, por lo regional, por lo costumbrista, por lo cotidiano. Cronológicamente este movimiento sigue al Romanticismo. Aparece en Francia hacia 1948 y se extiende aproximadamente hasta 1870 y su influencia llega hasta nuestra provincia. El realismo se opone a lo artificioso e indeterminado y traduce la realidad como única verdad del hombre y del mundo, sin falsas representaciones. Por eso, sus temas preferidos son los retratos, en su actitud natural, sin poses estudiadas, la gente en su trabajo, al aire libre. Los artistas se basan fundamentalmente en la observación, y plasman no sólo lo bello, sino también lo feo y revulsivo. De la observación minuciosa surgió la caricatura que experimentó un gran apogeo y esplendor, en la que aparece, como componente la ironía. El Realismo conjuga ciertos elementos y técnicas que lo caracterizan como tal: Observación rigurosa y la reproducción fiel de la vida. El escritor ha asimilado las lecciones del método experimental, de la Sociología o de la Psicología. Se documenta sobre el terreno, toma apuntes sobre el ambiente, las gentes, su modo de vestir, etc. Ese deseo de exactitud se verá reflejado en la descripción de costumbres o de ambientes –rurales o urbanos, refinados o populares y en la descripción de personajes, origen de la gran novela psicológica. Con respecto al IMPRESIONISMO, el mismo es un movimiento pictórico desarrollado en la segunda mitad del siglo XIX que tuvo su epicentro en
  46. 46. Francia y que se caracterizó por el intento de capturar la luz y el instante en las obras, pintando el "momento de luz". El movimiento fue bautizado como impresionismo en forma peyorativa por la crítica, basándose en un cuadro de Claude Monet llamado "Impresión atardecer" o "Impresión sol naciente" pintado en 1872. Los descubrimientos que hace la física sobre la naturaleza de la luz despierta en los pintores un interés más vivo sobre los fenómenos luminosos y su aplicación a la pintura, permitiendo la creación de nuevos colores, base del impresionismo. Los impresionistas supieron construir un nuevo lenguaje pictórico empleando nuevos recursos pictóricos apenas aplicados en obras anteriores a ellos. El mismo apareció como reacción contra el arte académico. En pintura partió del desacuerdo con los temas clásicos y con las encorsetadas fórmulas artísticas preconizadas por la Academia Francesa de Bellas Artes. La Academia fijaba los modelos a seguir y patrocinaba las exposiciones oficiales del Salón parisino. Los impresionistas, en cambio, escogieron la pintura al aire libre y los temas de la vida cotidiana. El movimiento impresionista se considera el punto de partida del arte contemporáneo. Su primer objetivo fue conseguir una representación del mundo espontánea y directa, y para ello se centraron en los efectos que produce la luz natural sobre los objetos. Los pintores impresionistas organizaron su primera exposición independiente en 1874. Los impresionistas se preocuparon más por captar la incidencia de la luz sobre el objeto que por la exacta representación de sus formas, debido a que la luz tiende a difuminar los contornos y refleja los colores de los objetos circundantes en las zonas de penumbra. Los pintores académicos definían las formas mediante una gradación tonal, utilizando el negro y el marrón para las sombras. Los impresionistas eliminaron los detalles minuciosos y tan sólo sugirieron las formas, empleando
  47. 47. para ello los colores primarios —cian, magenta y amarillo— y los complementarios —naranja, verde y violeta—. Consiguieron ofrecer una ilusión de realidad aplicando directamente sobre el lienzo pinceladas de color cortas y yuxtapuestas, que mezcladas por la retina del observador desde una distancia óptima aumentaban la luminosidad mediante el contraste de un color primario (como el magenta) con su complementario (verde). De este modo, los impresionistas lograron una mayor brillantez en sus pinturas que la que se produce normalmente al mezclar los pigmentos antes de aplicarlos. Tener en cuanta estas características es importante para poder realizar el análisis de las imágenes seleccionadas y comprender a que tendencia responden los artistas contemporáneos mendocinos siendo en su mayoría realistas e impresionistas( en el caso mendocino Jose Ianardi). Organización material de las obras
  48. 48. Entre pámpanos Cascarini, Roberto Oleos sobre tela 50 x 70 cm Lectura de imagen: Esta imagen representa la típica mujer vendimiadora mendocina, Su imagen se caracteriza por una fuerte presencia lumínica localizada en el pañuelo de la mujer. Los tonos de los oleos son tenues, pasteles como son el rosa de la blusa, y las verdes de las hojas de parra. Las pinceladas se ven como pinceladas de trazos rápidos, cortos, no así en el rostro donde la pinceladas es más precisa pero con una fuerte presencia de luz en las mejillas de la dama Foco luminoso proviene desde una perspectiva frontal y se visualiza en el pañuelo de la dama, dándole luminosidad al rostro. El fondo de la obra se caracteriza por ser de pinceladas son cortas, y cuyos colores yuxtaponen predominando los colores celestes, rosas, verdes y ocres. El espacio es bidimensional volumétrico, donde hay superposición, y volumen dado por luces y sombras. El ritmo es fijo.
  49. 49. Podando la viña Acrilicos sobre tela 82 cm x 60 cm Cascarini, Roberto La segunda pintura se destaca por pinceladas precisas en los rostros y vestimentas de las personas y con mayor energía en los sarmientos que se estan podando en cuanto a las tonalidades se adquieren en la misma pintura, predominan los colores verdes, terracotas, tierra, cien y una fuerte presencia de luz. En cuanto a los contornos estos no están bien precisados, por ejemplo así en el rostro de la mujer a la derecha del hombre su rostro aparece casi desdibujado. El espacio es bidimensional volumétrico. El cuadro representante la labor de hombres y mujeres en la poda de la vid, el cual se realiza en los meses de junio o julio. En la imagen se representa la figura de podadores de la viña, realizando una labor de gran esfuerzo, intensidad y dedicación. En el fondo de la imagen se percibe un paisaje montaña.
  50. 50. "Reina de la Vendimia" óleo sobre tela 1 7 m de alto x 1.5 m. de ancho, Cascarini, Roberto 1941. Análisis: Pintura ofrece una alegría esencial, entre sensual y mística, que reconcilia al espectador consigo mismo. Se destaca gran presencia de la luz, y de colores suaves, pasteles y terracotas, Sus pinceladas son de gran
  51. 51. precisión, precisamente donde quiere acentuar la luz, como lo expresa en la vestimenta de la señorita, en el pelaje del caballo y en las tonalidades del cielo. Los materiales utilizados son oleos de colores como se mencionó anteriormente terracotas, amarillos, verdes y azules, en tonalidades cálidas. La pintura expresa la celebración de la cosecha mendocina, en la elección de la reina vendimia, aquella joven que cosechaba. En la pintura también se observa la presencia del movimiento en la postura de la joven, en la camisa del cosechador como así en las patas del caballo. El espacio es bidimensional volumétrico, y el ritmo es más dinámico que los anteriores. Nunca faltará Técnica: Acuarela Tamaño: 26 cm x 49 cm Silvia Coppo Análisis:
  52. 52. La obra de Silvia Coppo se caracteriza por la utilización de materiales como es la acuarela, en el mismo prevalecen los colores pasteles celestes, lilas y ocres, pero de tonalidades cálidas y suaves que producen una sensación de bienestar y regocijo antes el producto de la vid. Dicha obra es realizada en papel. En esta representación predomina la luz en el centro de la copa, logrando un efecto de reflejo . Las pinceladas al ser acuarela no son estructuradas sino mas sinuosas y aguadas, pero que destacan la calidez de la obra. El ritmo es fijo y el espacio bidimensional volumétrico. La imagen representa el don de la vitivinicultura, expresado a través del vino, conjugándose estos dos elementos para dar fusión de lo propiamente representativo de esta actividad. Abundancia IX Técnica: Acuarela Tamaño: 54x49 Silvia Coppo
  53. 53. Análisis: En esta obra, se destacan los colores terracotas, tierras, rojos, violetas, azules y verdes. La presencia de luz es muy esporádica, así se manifiesta en los granos de uva y en el centro de la pera. La obra se caracteriza por ser abiertas y el contorno de las frutas representadas están dadas por el mismo fondo . Las combinaciones de colores destacan la fisionomía y aspecto de las hojas de parra con tonos tenues amarronados y algo verdosos, y los diferentes frutos mendocinos presentan colores mas vivaces. El espacio es bidimensional volumétrico y el ritmo es libre. El material de soporte es el papel. Esperando el tinto Técnica: Acuarela Tamaño: 88 cm x68 cm Silvia Coppo Análisis: Esta composición no es de carácter figurativo sino que se presenta de manera abstracta. La técnica es la acuarela y los colores utilizados son verdes,
  54. 54. celestes profundos y los violetas. En una palabra podría decirse que presenta una importante cuota de luz en cuanto al fondo predominan los tonos blancos y grises, para conformar el aspecto del cielo. . En esta pintura se visualiza una combinación de colores por la misma acuarela, que se destacan como gotas acuosas. El ritmo es libre y el espacio bidimensional. Esta pintura trata de expresar la espera del vino, la presencia de la uva en los viñedos y su maduración. El Vinatero Técnica: óleo s tela Tamaño: 120 cm x 90 cm José E Ianardi Análisis: La presente obra de José Ianardi, se caracteriza por la fuerte presencia de luz, típica de su tendencia neoimpresionista. La técnica es la pintura y los
  55. 55. materiales utilizados son óleos, sobre tela de medidas de 70 cm de ancho por 50 cm de largo. Su pintura se evidencia por colores pasteles, de gran brillantez, de pincelada corta y vivaz, cuyas mezclas de colores no son realizadas intencionalmente sino en la misma pintura. La luminosidad tan viva se hace presente en la montaña, que se ubica de fondo, en el cielo celeste pastel y en la camisa del viñatero como así también en las hojas de parra del viñedo. Los colores predominantes son los verdes, marrones terrosos, terracotas, grises, celestes, naranjas y amarillos oro. El ritmo es fijo y el espacio es bidimensional volumétrico por la luz y sombra, la superposición y sobre todo por la perspectiva. Las formas de las figuras no presenta contornos precisos sino que son más abiertas, con contornes sutiles y suaves. Vendimia
  56. 56. Técnica: oleo s tela Tamaño: 50 cm x70 cm Jose E Ianardi Análisis: En esta obra es posible visualizar más claramente la belleza del paisaje de las hileras en plena cosecha en relación al fondo de la pintura. Los colores son vivaces, fuertes, contrastantes predominando los verdes, rojos, borgoñas, amarillos, naranjas, celestes, grises y blanco. Hay una gran presencia de luminosidad que tiende a centrar la mirada del espectador en aquello que quiere destacar; así la luz se evidencia en la vestimenta de los cosechadores y en el cielo. En cuanto a las pinceladas estas se muestran rápidas, espontáneas y libres, donde los colores son imponentes y tienen a yuxtaponerse. Se puede mencionar también un empaste en cuanto a la cantidad de pintura utilizada. Los contornos de las figuras no se encuentran fijos y estructurados, sino que son mas difusos. El espacio es bidimensional volumétrico y el ritmo es fijo.
  57. 57. Malbec de Vistalba Técnica: óleo s mdf Tamaño: 70 cm x90 cm Jose E Ianardi Análisis: En esta pintura tiene rasgos propios del etilo impresionista, como son las pinceladas cortas y vivaces sobre todo en los viñedos, se representa la naturaleza con su paisaje de fondo de arboledas y la típica casa del contratista. Los colores son verdes, amarillos, naranjas, marrones, blancos, celestes, violetas, grises y negros utilizados para dar sombra. El espacio es bidimensional volumétrico dado por la perspectiva y los colores empleados.
  58. 58. El foco de luz se dirige desde la perspectiva diagonal derecha y se refleja en las hojas de parra del viñedo y en la fachada de la casa. Casa de contratista Técnica: óleo s tela Tamaño: 60 cm x80 cm José E Ianardi Análisis: Esta pintura se caracteriza por la presencia de luz en las paredes de la casa, en la luminosidad otorgada al suelo y en el fondo de la vivienda. Los colores predominantes son los verdes, amarillos, marrones tierra, celestes cálidos . Las pinceladas son rápidas, vivaces, de tendencia corta, con mucha presencia de colores yuxtapuestos. La luminosidad presente en la obra muestra un momento del día que puede ser la mañana o la siesta . Esta obra es representativa del paisaje vitivinícola rural.
  59. 59. El espacio es bidimensional volumétrico y el ritmo es más libre. Viñedos de Luján Óleo sobre tela 85 cm x 58 cm José E Ianardi Análisis: Esta pintura de José Ianardi, representa los viñedos de Luja de Cuyo, de donde es oriundo. En cuanto a los colores se puede mencionar colores de gran intensidad y viveza, predominando los colores amarillos, naranjas, borgoñas, verdes, violetas y azules calidos. La luminosidad se hace presente en los palos de las hileras, en determinadas partes del terruño y en el cielo y sus nubes. El contorno no se manifiesta de forma precisa y estructurada sino de forma desdibujada o empañada. Los colores son yuxtapuestos dando una sensación agradable a la imagen. El ritmo es fijo y el espacio bidimensional. Aquí se visualizan las hileras y un paisaje de arboledas y montañas de fondo.
  60. 60. Poda de la viña Oleo sobre tela 80 cm x 140 cm José E Ianardi Análisis: Esta imagen representa la labor del obrero que poda la viña, labor que realiza durante los meses de mayo- julio en Mendoza. Los colores predominantes en la obra son los marrones, ocres, borgoñas, rojos, verdes, azules y amarillos. Las pinceladas son cortas, rápidas y de ligereza. Si bien se puede observar que las líneas son rectas, también hay líneas curvas, las cuales se hacen presentes en los sarmientos. La luminosidad esta concentrada en el cálido cielo rosa y amarillo, con algunas tonalidades naranjas, que dan sensación de tranquilidad en la obra.
  61. 61. El espacio es bidimensional volumétrico y el ritmo libre. La Antigua bodega Óleo sobre tela 98 cm x 120 cm José E Ianardi Análisis: En cuanto a los colores se pueden mencionar la utilización de colores tierras, marrones, naranjas y amarillos. Ianardi, representa la imagen de una bodega y sus toneles, ya que es allí donde el vino adquiere cuerpo y consistencia. La luminosidad se hace visible en la puerta de la bodega. El ritmo es fijo por la simetría aparente y el espacio bidimensional volumétrico. En dicha pintura aparecen características arquitectónicas propias de una bodega con sus toneles, puertas amplias y piso de ladrillo. En relación a los artistas citados se expondrá el estilo y características de cada uno de ellos:
  62. 62. Roberto Cascarini, nació en Mendoza y su personalidad estuvo plasmada en sus expresiones artísticas. Sus obras se centraron en el paisaje mendocino, en los arrieros y trabajadores. Su obra nació cuando estaba en auge en nuestro país el impresionismo y desde entonces quedó seducido por él. De allí tomó el color, con la resolución de las formas del postimpresionismo. Su pintura ofrece una alegría esencial, entre sensual y mística, que reconcilia al espectador consigo mismo. Por idiosincrasia y por experiencia fue partidario del estudio disciplinario, del orden y de la perseverancia. Su estilo era de carácter individual, a pesar de percibir las tendencias nuevas que fueran surgiendo no las adoptadas como propias. Los materiales empleados por Cascarini fueron convencionales. Silvia Coppo, artista mendocina se inclina por la apreciación de las formas, colores, belleza y la profundidad. Sus influencias estuvieron dadas por profesora de arte española Pilar Tena, Adolfo Martínez Cano, luego en 1999 con la profesora María Elena Correa y a partir del año 2000 hasta la fecha con la profesora Haydée Peña y Lillo. Sus exposiciones son realizadas en la Bodega Familia Zuccardi. Coppo se caracteriza por la utilización de materiales convencionales, principalmente acuarelas, y tiende a la revindicación de lo autóctono, a la reconstrucción de la identidad local. Jose Ianardi nació en Vistalba, Luján de Cuyo en 1949 admirador de la naturaleza, expresa a través de la pintura, las vibraciones más profundas de su sentir, dando vida a sus paisajes mendocinos y logrando despertar nostalgias en aquellos que identifican en su obra algún lugar ya conocido.
  63. 63. Si bien usa distintas técnicas para realizar sus trabajos, el óleo es el preferido, se expresa con cortas pinceladas de color superpuesto, de corte netamente post-impresionista, utilizando el espatulado para los primeros planos. La luminosidad de sus pinturas es una de las características más destacables. Sus temas son variados, aunque su mayor atracción es el paisaje y el trabajo de la gente del campo. Uno de sus objetivos es rescatar a través de la pintura el encanto de las casas de los contratistas y sus hábitos como amasar el pan y cocerlo en horno de barro, criar aves en precarios gallineros o conejos en improvisadas jaulas, costumbres no muy lejanas que el urbanismo se está encargando de borrar. FOTOGRAFÍA ¿Qué es el Arte Digital? Es la manipulación de imágenes mediante el empleo de herramientas virtuales, propias de los programas gráficos. Las posibilidades de transformación sobre una imagen son infinitas y no existen límites para imaginar un único resultado. De ahí, que el diseñador emplea técnicas que desarrolla a partir de sus conocimientos, influencias artísticas e imágenes que selecciona de un interminable archivo personal que se renueva constantemente. La personalidad es otro aspecto elemental en el proceso evolutivo de cada trabajo: el autor no deja nada al azar y comunica lo que imagina desde un principio, dando características personales y plasmando su propia identidad. Para ello, el diseñador interactúa con programas gráficos y de retoque explotando al máximo los recursos y visualizando todas las posibilidades. Trabaja con las herramientas poco limitadas y traspasa permanentemente las fronteras de lo imaginable creando su propio estilo artístico. Daniel Serio
  64. 64. mariaelena01 D58Q8560
  65. 65. D58Q8771 D58Q9168
  66. 66. Relaciones sociales de producción Las obras seleccionadas con anterioridad han sido expuestas en diversos ámbitos culturales, así encontramos exposiciones en el museo Fader, en el Espacio Contemporáneo de Artes y en Salón de Buenos Aires( obras de Roberto Cascarini). Cada artista tiende un estilo individua, sin embargo establecen relaciones y encuentros artísticos con demás colegas cuando se realizan exposiciones o discuten sobre determinados temas. Estos artistas no constituyeron un grupo que tuvieron un manifiesto, pero se visualizan en ellos valores e ideales como: el esfuerzo, la dedicación, el orgullo provincial, la identidad local y revalorización de lo autóctono En cuanto a la relación de los artistas con el publico en general, aquellos que ya no se encuentran con vida siguen siendo recordados mediante la publicación de algunos libros o de exposiciones de las obras que se encuentran en el Museo Casa Fader. Para aquellos pintores que aun forman parte de nuestra cultura, publican en los periódicos públicos provinciales y medios de comunicación que convocan a la concurrencia a las exposiciones que se realizan en lugares culturales que tienen entrada libre y gratuita permitiendo de esta manera un publico variado. El arte local se relaciona y vincula con el contexto extranjero mediante la convocatoria a diversos congresos y encuentros artísticos que se dan en diferentes países europeos.
  67. 67. Marco ideológico El modo de pensar y relacionarnos determina el modo de percibir la realidad…
  68. 68. Elaboración ideológica de la obra en cuanto a los condicionamientos económicos El arte se relaciona con el ámbito económico mendocino mediante el neoliberalismo y las políticas económicas actuales, donde la vitivinicultura en los últimos años ha adquirido un auge sin igual. El arte pictórico y los pintores no solo buscan proyectar sus conocimientos sino integrarse y ampliar su alcance al mercado mundial. Estos artistas al ser de una profesión reciente su inserción se ve un poco dificultada. Hoy en día las bodegas buscan atraer la atención de los turísticas y por ello tienen a realizar exposiciones locales con obras de pintores de reciente profesión. Elaboración ideológica de la obra en otros textos por los artistas, difusores y público. Roberto Cascarini fue un pintor figurista, pintor de naturalezas muertas y paisajista de fuste, Cascarini se inició en los albores del siglo pasado con el maestro Francisco Paolo Parisi, un pintor italiano. Trabajo en la cátedra de la facultad de Artes de la Universidad Nacional de Cuyo, durante 17 años. Antes de ejercer como profesor era dibujante de planos en Obras Sanitarias Nacionales. Empezó estudiando arquitectura, pero se dio cuenta de que esa no era su vocación. Por eso ingresó a la Academia Nacional de Bellas Artes en Buenos Aires, donde egresó como profesor de dibujo y también fue alumno circunstancial de Fernando Fader. Solía frecuentar las tertulias literarias del famoso café Tortoni. Fue contemporáneo de importantes artistas como Roberto Azzoni, Delhez, Sergio Sergi y De Lucia. Expuso en el Salón Nacional de Buenos Aires. Sus textos biográficos y la selección de sus ilustraciones aparecen en un libro sobre su vida y obra que estuvo a cargo de Silvia Cascarini; y el
  69. 69. estudio crítico de su obra lo realizó la profesora Blanca Romera de Zumel. Además contiene los testimonios de Luis Quesada, Chipo Céspedes, Julio Ochoa y Marcelo Santángelo, cuatro destacados artistas mendocinos que fueron alumnos del prestigioso Cascarini. El libro se completa con una valiosa selección de 150 reproducciones de sus obras más importantes. Por pertenecer a la Ediunc, el libro va fue distribuido en las facultades, museos; y también en el exterior. Otro autor de relevancia es José Inardi quien nació en Vistalba, Luján de Cuyo en 1949 donde trascurre su vida y desarrolla su profesión de médico otorrinolaringólogo desde hace 30 años. Es además artista plástico, se considera autodidacta, comenzó a pintar desde muy joven inspirado seguramente por el entorno de la casa paterna rodeada de vides y añosas alamedas. Si bien usa distintas técnicas para realizar sus trabajos, el óleo es el preferido, se expresa con cortas pinceladas de color superpuesto, de corte netamente post-impresionista, utilizando el espatulado para los primeros planos. La luminosidad de sus pinturas es una de las características más destacables. Sus temas son variados, aunque su mayor atracción es el paisaje y el trabajo de la gente del campo. Uno de sus objetivos es rescatar a través de la pintura el encanto de las casas de los contratistas y sus hábitos como amasar el pan y cocerlo en horno de barro. En la década de los ’80 concurre al taller de Pintura del Círculo Médico de Mendoza dirigido por la profesora Fanny Ávila (U.N.C), comenzando en esa época sus primeras exposiciones, primero colectivas y luego individuales. Actualmente y desde el 2003 sigue perfeccionándose en el taller del artista plástico mendocino Horacio Gili con quien compartió una importante muestra en febrero de 2005 en Terrazas Urban Mall de Chacras de Coria.
  70. 70. Se desempeñó como Director de Cultura de la Municipalidad de Luján de Cuyo entre los años 1999 y 2002; durante su gestión reordenó el Ballet Municipal y las Escuelas de Danzas, creó el Coro Municipal , reorganizó y reglamentó las actividades de los Artesanos y Anticuarios de la Plaza de Chacras de Coria, además observó que los pintores acuarelistas no tenían un espacio adecuado para exponer sus obras y quedaban siempre relegados a segundo término en los salones habituales, esto motivó en su espíritu innovador la necesidad de crear el Primer Salón de Acuarela “Lujan Pinta” en el año 2000 y que se llevó a cabo en el Museo Provincial de Bellas Artes Emiliano Guiñazú- Casa de Fader. Ha realizado numerosas muestras colectivas y personales en: Mendoza, Buenos Aires, Mar del Plata, Tucumán y en la República de Chile. Ha sido seleccionado en varios Salones Provinciales, como “Luján es Otoño” en el museo Fader, “Maipú y el Vino”, “Salones de Acuarela Lujan Pinta”, en el “Salón de Pintura del Consejo de Ciencias Económicas”, en los “Salones de Médicos Pintores de Mendoza”, en el “Salón de Médicos Pintores de la Asociación de Médicos Municipales de la Ciudad de Buenos Aires”, exponiendo en esa oportunidad en el Centro Cultural Recoleta,etc.. Algunas de sus obras se encuentran en colecciones privadas de Mendoza, Córdoba, Mar del Plata, San Paulo, Nueva York y Santiago de Chile. Ha sido invitado como expositor por el Centro Cultural de Canal 7 Mza. , para la muestra colectiva de paisajistas mendocinos el 11 de junio de 2008. Invitado por la Galería de Arte Córdoba de la ciudad homónima expuso el el Hotel Dr. Carman del ACA junto a los prestigiosos artistas: Luis Soria, José Scacco y Ramón Ingrassia. Silvia Coppo presenta su pensamiento enmarcado en la búsqueda interior se nutre de las ideas hindúes y budistas, siendo reflejados en sus obras que transmiten paz, tranquilidad y emoción. Recibió la influencia de española Pilar Tena, descubrió su capacidad por la pintura artística, comenzando a desarrollarla en forma sistemática en 1997 con el maestro Adolfo Martínez Cano, luego en 1999 con la profesora María Elena Correa y a partir del año 2000 hasta la fecha con la profesora Haydée Peña y Lillo.Habiendo. Fue
  71. 71. creciendo en la apreciación de las formas, colores, belleza y la profundidad con que percibía la naturaleza la llevó a incursionar también en su búsqueda interior, iniciándose en el estudio de las formas físicas y del movimiento. Sus pinturas se desarrollan de forma sistemática. Algunas de sus exposiciones fueron realizadas en el Club Golf , con la concurrencia de un publico de clase media / alta. Desde Octubre 2004 a la fecha Integrante Comisión Directiva de la Sociedad de Artistas Plásticos de Mendoza.
  72. 72. Metodología: La presente metodología se sustenta en un trabajo de investigación, cuyas principales fuentes son las fuentes escritas y las representaciones pictóricas, como así también las fotografías, una forma nueva de arte, el arte
  73. 73. digital, obtenidas de pintores destacados de Mendoza, quienes expresan a través de las mismas su visión de la presencia vitivinícola en nuestra provincia. La información fue obtenida mediante la recolección de fuentes bibliográficas y su posterior lectura y análisis, a fin de contrastar la hipótesis del trabajo ¿Existe relación entre el arte y la actividad vitivinícola en Mendoza?. Esta pregunta es crucial en el desarrollo de todo el trabajo, ya que las interacciones entre la vitivinicultura y el arte se entretejen de tal manera que permiten comprender cabalmente la presencia, importancia de tal actividad en nuestra provincia. La manera para articular los conceptos teóricos, referentes indispensables del trabajo, con la hipótesis del mismo, es mediante la hermenéutica y la lectura de imágenes, que permite entrever las motivaciones, intereses y sentir del artista y su relación con la actividad vitivinícola, como así también mediante la lectura de imágenes de las representaciones pictóricas de los artistas mendocinos.
  74. 74. Resultados Esperados: Dicha investigación, de una interpretación y fácil lectura, tendrá un acceso publico a todos cuantos estén interesados en la misma, ya que se publicara gratuitamente como un volumen y dejado en cada establecimiento educativo de nivel polimodal del departamento San Martín, a fin de brindar una
  75. 75. nueva interpretación y que sea de un material de ayuda a los alumnos en la comprensión cabal del tema en estudio. Con este propósito, se da por satisfecha la labor realizada, no solo a nivel personal, sino esencialmente a quienes llega el mismo.
  76. 76. Plan de trabajo Y cronograma
  77. 77. OCTUBRE NOVIEMBRE DICIEMBRE Búsqueda de fuentes bibliográficas X X Lectura de Fuentes X X Elaboración marco teórico X X Análisis de datos (Estrategia Metod.) X X Informe Final X Impresión y Publicación X Distribución del material en los colegios X CRONOGRAMA
  78. 78. Transferencia a Realizar
  79. 79. El trabajo expuesto presenta una temática cotidiana y que hace a nuestra identidad provincial. Por ello la estrategia didáctica a realizar a los alumnos será mediante una exposición multimedia con la presentación de diapositivas con las imágenes artísticas representativas de la vitivinicultura. Juntamente a ello se expondrá en forma sencilla y clara la historia de la vitivinicultura y su relación con el arte en nuestra provincia y la importancia de la misma en la actualidad y en la memoria de la ciudadanía. A fin de ser de fácil acceso a todo público en general se tendrá a buscar apoyo gubernamental de carácter local para su impresión y distribución publica.
  80. 80. Recursos humanos
  81. 81. Los recursos humanos empleados consistieron en consultas periódicas a las profesoras de la Cátedra de Seminario de Arte, pertenecientes al Instituto General José de San Martín en el departamento de San Martín. Además no deben olvidarse las consultas realizadas a la artista Silvia Coppo, José Ianardi y Florencia Aise mediante vía e-mail.
  82. 82. Referencias Bibliográficas
  83. 83. CORIA, Luis Alberto(1988), Evolución económica de Mendoza en la época colonial Mendoza, UNC pp.117-118. LACOSTE, Pablo,(2006) “Vitivinicultura de calidad en América colonial: vino y aguardiente “a la vela” (Mendoza, siglo XVIII). Talca, 2006, p. 2- 30. LÓPEZ ANAYA, Jorge.(2005) Arte argentino. Cuatro siglos de Historia (1600- 2000.) Buenos Aires. Emece Arte. MASSINI CORREA, Carlos ( 1965) “ Cuadernos de Historia del Arte”. UNC. Facultad de Filosofía y letras. Instituto de Historia del Arte. . Mendoza. López. Pág. 93-95 ROIG, A; LACOSTE, P y SATLARI, M(Compiladores) (2004) La vitivinicultura en Mendoza: implicancias sociales y culturales (1561-2003)”., Mendoza, cultura y economía. Mendoza, Caviar Bleu, Editora Andina Sur, Col. Cono Sur, pp. 57- 114. PRIETO, María del Rosario, (2000). “Formación y consolidación de una sociedad en un área marginal del Reino de Chile: la Provincia de Cuyo en el siglo XVII”,En: Anales de Arqueología y Etnología, Nº 52-53 – 1997-98. Universidad Nacional de Cuyo, Facultad de Filosofía y Letras, Instituto de Arqueología y Etnología, Mendoza, Ed. Fac. de Fil. y Letras RIVERO M, Ana M( 1998)., Entre la Cordillera. Biblioteca Nacional de Río de Janeiro. pp. 128 y 129

×