Poema a joselyn
Upcoming SlideShare
Loading in...5
×

Like this? Share it with your network

Share
  • Full Name Full Name Comment goes here.
    Are you sure you want to
    Your message goes here
    Be the first to comment
    Be the first to like this
No Downloads

Views

Total Views
2,352
On Slideshare
2,352
From Embeds
0
Number of Embeds
0

Actions

Shares
Downloads
0
Comments
0
Likes
0

Embeds 0

No embeds

Report content

Flagged as inappropriate Flag as inappropriate
Flag as inappropriate

Select your reason for flagging this presentation as inappropriate.

Cancel
    No notes for slide

Transcript

  • 1. POEMA A JOSELYNTe cambio la aridez por lo poco que llevasPon tus letras en mi coja concienciaMide todas las orillas de este pechoConstruye en mí el desequilibriotodas sus definicionesNo tengo principiosestoy en desventajaDesnudoRompe la ausenciapalabra a palabra penetra estas sábanas de nadieÁtame a tu inmensidadno me dejes subir a la superficie POEMA A MARCELAA la luz de la velacon el brillo de la lunapienso siempre en la fortunade tenerte a ti marcela,porque siempre estas conmigosolo pienso en un poemacuando veo a marcelaciento que eres mi destino
  • 2. Poema a Michelle ¿Cómo se llama esa Niña? Que nació de una margarita Que un ruiseñor le canta al despertar ¿Será la princesita Michelle? Que entrega pétalos, con su bello color. Amable, fina y curiosa Rima, si, con su mirada Responde siempre sonriente ¡La hermosa niña Michelle! Gran amiga de la vida Constante y fiel su sentirRíe y canta como niña, con su gesto angelical Animosa, estimulante, Se siente su alma latir. Naciste de una ¡Margarita! Como una linda flor Cierras tus pétalos de noche, Para en el alba volverlos abrir Iluminas el jardín Que tus padres crearon para ti.
  • 3. POEMA A SANDRA Sandra Jamás ha ido A un hipódromo, Nunca Conoció Un jockey; Es incapaz De distinguir El brioso Corcel Del rendido Palafrén Pero Sabe cabalgar. Sandra ha ganado mil carreras con el sudor de su cintura, ha palpado las nubes sobre grupas salvajes de potros que se agitan, se estremecen, corcovean satisfechos y rendidos del placer remunerado entre sus piernas.
  • 4. Un Poema Para Angélica.El escribir se me ha de darEl escuchar no lo he de olvidarLa crecida de un ríoLa caída de un imperioUn niño se goza en la mañanaUna niña no siente hoy ni mañanaEsta es mi historiaPura y contradictoriaEgoísta sin finalTodo un loco de atarUn amor me encontréY no lo pienso dejarAngélica es su nombreLa dueña de este hombreSe que mucho lucharéPara poder mejorarPero lo lograreY feliz llegaras a estar.Sin nada que perdonarEsta es mi respuestaTe amo esa es mi verdadMi genio tengo que controlarSin comentarios,Pues recuerdaMuchos los llamados,Pocos los elegidosNo dejes que te afecteEl mundo, ni su andarPues para élTu vida no has de dar.
  • 5. Poema para JessicaEsperare por tí,por los dos,por aquellos momentos que vivimosy que esperamos volver a vivir...Por aquellos ojosy aquella forma indescriptible de perderme en tíen tu reflejo,en tu sonrisaSolo por ti,vuelvo a renaceren este idilio de fantasías e ilusas confesionesde un hombre que por ti vive y muere…Yo soy el que por tí espera,el que plantea el mundo holístico,el que se duerme en la esperanza de tenerte,el que divaga en tí siempreYo entiendo que es difícil pero es verdadaquello profundo que nos conjetura ha serel uno como el otrobrisa y mar.Es tu risa la que me cautiva,son tus ojos los que me envuelvenes tu mirada la que me estremeceeres tu todo y a la vez nada.Hoy estoy aquí,solo en un cuarto oscuropensando que al recordarte soy felizmás allá en cada crepúsculo, más allá en cada amanecer...
  • 6. Un poema para LuisaLuisa no tuvo tierra para sembrar girasoles,nubes, muchachos ni tomates.Pero tuvo lluvia que arara sus costillas,tuvo viento que le cosechara los ánimosy un espejo que le mostró sus ojosjardín:días que caen desde ramas ya carcomidas,las telarañas en las fuentes,el árbol con carne azul y lluviosa.Luisa con un árbol triste en las pupilas,con ramas sobrevolando su rostro,con roída savia en sus venas,con el árbol fatal e inevitable en sus ojos.Luisa con su espalda sobre el tronco,pensando en carreteras y relojes de arena,en Ernesto que no tuvo boca tornasol,que no encontró túneles ni luciérnagas,ni ciudad como enredadera de encanto y temor,en Ernesto que bebió los pétalos de un tragoy sus labios se volvieron amarilloscomo flores o soles.En Ernesto que no supo de nostalgias,ni de constelaciones en las calles,pero supo ver tres lunas en la misma vereday sus ojos fueron relámpago,fueron danza de aguas selváticas,fueron nebulosas verdes,en Ernesto que supo hacer barrotes con la lluviay así retenerla en su boca.Pero llegó esa hora en la que el jardín levanta sus alas,esa hora en la que el árbol deja caer sus frutos azulesy son aves oscuras volando de los ojos a la boca de Luisa,los parques brillan como si acabara de lloverentonces Ernesto se pierde a los pies de la madrugaday Luisa no llena su estómago de estrellas y mariposas,sino de la carne lluviosa que el árbol deja caer en su boca.