Desapego Clave de la Felicidad

4,882
-1

Published on

Breve descripción de algunas directrices que nos pueden servir para en contrar la verdadera clave de la felicidad plena.

Published in: Spiritual
1 Comment
3 Likes
Statistics
Notes
No Downloads
Views
Total Views
4,882
On Slideshare
0
From Embeds
0
Number of Embeds
1
Actions
Shares
0
Downloads
161
Comments
1
Likes
3
Embeds 0
No embeds

No notes for slide

Desapego Clave de la Felicidad

  1. 1. Desapegoclave de felicidad Autora: Thais Alonso Mayo de 2010 1
  2. 2. Índice1.- Comentarios de la autora2.- Introducción3.- ¿qué es le apego?4.- Desarrollo de la conducta de apego5.- Practicando el Desapego: • Relaciones • Abundancia • Creatividad • Vida- Muerte6.- Conclusión7.- BibliografíaSe cuenta que un turista americano fue a la ciudad de El Cairo, con la finalidad de visitar a un famososabio, el turista se sorprendió al ver que el sabio vivía en un cuarto muy simple y lleno de libros. Lasúnicas piezas de mobiliario eran una cama, una mesa y un banco. ¿Dónde están sus muebles? – preguntó el turista. Y el sabio, rápidamente, también preguntó: ¿Y dónde están los suyos…? ¿Los míos? – se sorprendió el turista -¡Pero si yo estoy aquí solamente de paso! Yo también… – concluyó el sabio. 2
  3. 3. 1.- Comentarios de la autoraPara desarrollar esta tesis he buceado en las aguas de mi propia realidad egoica, buscando,explorando y analizando los motivos de sufrimiento a lo largo de mi vida. He realizado una lista de losdistintos motivos que han generado sufrimiento en vida y desmenuzando uno a uno he podido queconstatar que el origen de todos y cada uno de ellos vienen originados del apego. Es una realidad, laasumo e intento practicar el Desapego pero aunque parece una tarea fácil, no lo es, hay muchosapegos inconscientes y que tapamos con infinidad de excusas con tal de no enfrentarnos al vacío.Intento buscar información de todo tipo para encontrar el origen del apego, necesito saber más y mássobre el origen de tanto sufrimiento, y casi podría decir inherente al ser humano, con lo que exploro yestudio teorías orientales y occidentales, budistas y judeo-cristianas así como visiones cognitivas ytranspersonales del origen del apego y todas ellas me llevan siempre a un mismo punto de partida:El proceso de la creación nos separa y nos aliena de nuestro origen, de nuestra verdadera identidad yla conciencia de este hecho nunca se pierde totalmente. La fuerza motivadora más grande quetenemos en nuestra evolución es volver a experimentar nuestra divinidad, regresar a la fuente denuestra realidad cósmica. Mientras vivimos en la dualidad, buscamos figuras, objetos, experienciasde apego con el exterior como sucedáneos a revivir nuestra divinidad creyendo que volveremos avivir la conexión con nuestra fuente pero esto no es nunca real pues la única forma de llegar a ello esa través del mundo interno y experimentando la no dualidad.Pero sigo profundizando en mi experiencia vital y para componer el puzzle, necesito explorar algunostipos de apego especialmente reincidentes a lo largo de mi vida, El apego - pérdida es un casorecurrente desde mi mentalidad egoica y estoy dispuesta a mirarlo a la cara sin miedo para traerlocada vez más a mi conciencia y poder trascenderlo. Estudiando directamente a J. Bowlby y losprocesos cognitivos de los apegos en la infancia, descubro que para que un apego puedatrascenderse es necesario haber creado en la primera infancia un “apego seguro” y observo en micaso que al morir la figura de apego de mi padre cuando era niña, creé un estilo de apego ansiososobre todo en mis relaciones. Según las teorías budistas nos apegamos o creamos realidades paravolver a vivir una y otra vez aquello con lo que en su día nos identificamos y en mi caso es el amor-pérdida, con lo que vivo pérdidas significativamente importantes en mi vida, para volver a viviregoicamente la pérdida de la figura suplantada de apego- seguro que en su día perdí con la figura demi padre y busco en relaciones sustitutivas.Ahora que tengo identificadas las dos ramas más importantes del origen mis apegos, me veo con lanecesidad de buscar toda la información posible para practicar el Desapego: clave de mi felicidad.Aunque tengo infinidad de apegos, me centro para realización de esta tesis, en cuatro solamente:relaciones, muerte, creatividad y abundancia que son con los que más me he identificado desde elpersonaje que me toca vivir.Este apasionante trabajo, no ha hecho más que empezar, os diría que la tesis se me queda comoalgo anecdótico con la cantidad de descubrimientos, enfoques y hechos sincrónicos que se me hanpuesto delante en el transcurso de su realización para integrar en mi experiencia personal ydesmontar la programación de mi viejo patrón. Creo que es un punto de partida para seguirindagando, observarme y descubrir el complejo proceso del apego, imagino que para el resto de mivida… pues el desapego no se aprende por decreto y aunque la clave está en la meditación, vivir elpresente sin condicionamientos pasados ni futuros y la observación interior, me queda mucho caminopor andar hasta llegar a la “gran soltada” que es ese instante más en nuestra vida, la propia muerte.Deseo y espero con ilusión que este trabajo os lleve a entender y responder algunas de las preguntassobre el origen de vuestro sufrimiento y os lleve luz y claridad en el proceso de Desapego queconsiste básicamente a no tener miedo al vacío, pues ese vacío que tanto tememos es un suelo fértil,es conciencia pura… es nuestra propia divinidad.Soltemos pues, soltemos… 3
  4. 4. Desapego clave de felicidad El mundo está lleno de sufrimientos; la raíz del sufrimiento es el apego; la supresión del sufrimiento es la eliminación del apego.2.- Introducción.Como dos aves doradas posadas en el mismo árbol, el ego y el yo, íntimos amigos, viven en elmismo cuerpo. El primero come los frutos dulces y amargos del árbol de la vida,mientras que el segundo observa con indiferencia. - Upanishad Mundaka-La ley del desapego dice que para adquirir cualquier cosa en el universo físico, debemos renunciar anuestro apego a ella. Esto no significa que renunciemos a la intención de cumplir nuestro deseo. Norenunciamos a la intención ni al deseo; renunciamos al interés por el resultado.Es grande el poder que se deriva de esto. Tan pronto como renunciamos al interés por el resultado,combinando al mismo tiempo la intención concentrada y el desapego, conseguimos lo que deseamos.Podemos conseguir cualquier cosa que deseemos a través del desapego, porque éste se basa en laconfianza incuestionable en el poder del verdadero yo. El apego, en cambio, se basa en el temor y enla inseguridad – y la necesidad de sentir seguridad emana del desconocimiento del verdadero yo.El desapego es una lección difícil de aprender ... y consiste en liberarnos de un resultado específico,de no aferrarnos a una visión limitada, ni pretender que las situaciones se acomoden a nuestrosdeseos.Cuando optamos por el desapego podemos ser libres, disfrutar de nuestra pareja, amigos o cosasque nos mantienen atados porque las poseemos. No hay que mostrar desinterés o ser frío o darseñales de desamor, sino ser decididos y no tener miedo a esa pérdida que nos mantiene apegados.El desapego es no depender de lo que tenemos o de una persona con la que tengamos vínculosafectivos, es lograr ser autónomos aunque no consigamos cosas o una persona en especial, y unexceso de apego sería vivir esclavizado, vivir con miedo.El desapego nos ayuda a evolucionar, y no es fácil, depende de lo que cueste desatarse ycortar los lazos que te impiden crecer. La clave es ilusionarte y luego aceptar la situación y vivirla 4
  5. 5. con desapego, y así conseguimos lo que deseamos porque desarrollamos la confianza en nuestropropio poder para conseguir lo que deseamos.Soltar es la esencia de la práctica espiritual. Soltar el apego a las cosas materiales y sutiles, a lasexperiencias malas y buenas, a los juicios mentales que me detienen en una mirada anclada en eltiempo. Cuando no hay apego las cosas son libres para fluir a su modo ya que el apego funcionacomo un fuerte sistema de apoyo y dependencia, produciendo un fuerte aferramiento a las cosasincluso provocando tensiones, estrés, miedo, dolor y sufrimiento.Según Buda el apego alimenta el anhelo con toda su energía y juntos se convierten en la causaprincipal de sufrimiento. Se apoyan siempre sin excepción, el uno al otro. Más deseamos, más nosapegamos, tanto al objeto del deseo como a la misma pasión del deseo. Por lo tanto el apegorefuerza el poder del deseo como a la misma pasión del deseo. Son totalmente interdependientes.Cuando soltamos el apego, el deseo se queda solo y sin poder, sin un apoyo que mantenga suenergía. Como resultado de ello, el ego consciente comienza a SER conscientemente y seproduce lo que el budismo llama ¨la extinción del deseo¨.Pongamos un ejemplo práctico: si deseo una bella casa, ese deseo original me llevará a pensar quees una excelente idea comprar (poseer) esa casa, mientras que me voy identificando totalmente conambas cosas (idea y deseo). Mi deseo aumenta a medida que crece mi apego por tener la casa.Finalmente encuentro el modo de compararla pidiendo parte del dinero prestado. Si por el contrario,logro abandonar o soltar mi apego de poseer ese bello objeto y me separo del deseo y de la idea deposeer esa bella casa, mi mente quedará libre de toda atadura. Mi consciencia experimentará eseespacio ilimitado en el que ni el deseo, ni la idea o pensamiento me perturbarán.En ese espacio de libertad y autonomía podré decidir de verdad, si necesito o no esa casa. Alliberarme del apego, me habré liberado a mí mismo de la esclavitud de la dependencia emocional ypsicológica.Por supuesto que las formas más sutiles de apego son las más difíciles de erradicar, como el apego aemociones, al poder, a vínculos, a respuestas e ideas con las cuales nos identificamos como sifuesen una extensión de nosotros mismos. Lo que es más fuerte en nuestra esclavitud es la relaciónque se establece entre un objeto o persona y mi respuesta en ese feedback. Eso es lo que deboobservar con claridad para desandar mi anhelo .Sólo podré soltar de verdad , cuando comprenda mediante la VISION INTERIOR de lameditación, la red sutil a la que estoy amarrado entre la idea, el deseo y el tener aquello quedeseo.Sin este conocimiento interior de toda la estructura que me ata a la realidad y a todas susmanifestaciones sensibles, no podré soltar de verdad. Y seré alguien que dice no necesitar nada ni anadie, pero esconderá la amargura y la frustración bajo los votos de la pobreza o la soledad, de laomnipotencia o la insensibilidad, sin florecer en mi corazón, la semilla de la alegría y la conformidaden el propio Bien.Hay un cuento de Osho que ilustra cuando el desapego no viene del corazón: cuenta la leyenda queun occidental que se fue a la India a vivir una vida libre de apegos, dejando su casa, su familia, sutrabajo, sus bienes y su estilo de vida. Allí en la india pasó muchos años, se sentía feliz pues habíatrascendido el apego a las cosas materiales, a su pasado, a su futuro… Un buen amigo fue a visitarloy le descubrió bañándose en un río. Le vio salir del agua y dirigirse a su nueva vivienda, un árbol. Enesto que el amigo libre de apegos descubrió que un transeúnte se había encaramado a ese árbol queera ahora su vivienda. Se enfadó con el transeúnte y le dijo: - ¡fuera de aquí, este árbol es mío!3.- ¿Qué es el apego?Es un estado emocional de vinculación compulsiva a una cosa o persona determinada, originado porla creencia de que sin esa cosa o persona, no es posible ser feliz. 5
  6. 6. El desapego podría definirse como "carencia de sed". Piensa en el ánimo de una personadesesperada por la sed y en el de alguien que no la tiene. Observa mentalmente la diferencia. ¿Encual vez paz, tranquilidad, seguridad y en cual lo contrario? Ahora observa el mundo, la infelicidadque hay en torno y dentro de ti. ¿Qué la causa? La situación económica, el desempleo, las guerras, lasoledad ...Si observas bien, verás que no es nada de esto, porque si esto se solucionara aparecerían otrostemas que seguirían causando la infelicidad. ¿Entonces qué es?.Es que esa infelicidad la llevas contigo donde vayas. Esa infelicidad está en ti y no puedes escaparde ti. Está en tu programación, en tu computadora cerebral, son tus creencias; esas que te parecentan lógicas que ni siquiera sabes que te tiranizan y esclavizan.Tu mente no deja de producir infelicidad. Ahora, si lo analizas, verás que hay una sola cosa queorigina la infelicidad: el deseo-apego.Tu mente dice: No puedes ser feliz si no tienes tal o cual cosa, o si tal persona no está contigo. Nopuedes ser feliz si tal persona no te ama. No puedes ser feliz si no tienes un trabajo seguro. Nopuedes ser feliz si no das seguridad a tu futuro. No puedes ser feliz si estás solo. No puedes ser felizsi no tienes un cuerpo a la moda. No puedes ser feliz si los otros actúan así. Y cuantos mas Nopuedes ser feliz si....Tú eres feliz aquí y ahora; pero no lo sabes, porque tus falsas creencias y tu manera deformada dever las cosas te han llenado de miedos, de preocupaciones, de ataduras, de conflictos, deculpabilidades ... Si lograras ver a través de esa maraña, comprobarías que eres feliz y no lo sabes.No hay un sólo momento en tu vida en el que no tengas cuanto necesitas para... Ser Feliz. “Todas las cosas a las que te apegas, y sin las que estás convencido que no puedes ser feliz, son simplemente tus motivos de angustias. Lo que te hace feliz no es la situación que te rodea, sino los pensamientos que hay en tu mente…”El apego es un estado emocional que tiene dos puntas, una positiva y otra negativa. La positiva es elestado de placer y la emoción que sientes cuando logras aquello a que estás apegado. La negativaes la sensación de amenaza y la tensión que lo acompañan, lo que te hace vulnerable al desordenemocional y amenaza constantemente con hacer añicos tu paz.Observa bien: Si no se consigue el objeto del apego, origina infelicidad; y si se lo consigue sóloproduce un instante de placer seguido de la preocupación y el temor a perderlo. ¿Podemos ganar labatalla contra los apegos? Si, renunciando a ellos. Cambiando nuestra programación.Haz una lista de todo lo que te tenga apegado y dile a cada una: "En realidad no estoy apegado a ti en absoluto. Tan solo estoy engañándome a mi mismo creyendo que sin ti no puedo ser feliz"¿De dónde llega el apego?Brotó de una mentira que llega desde nuestra cultura, nuestra sociedad, o desde nosotros mismos, osea de nuestra programación. 6
  7. 7. Simplemente observa: miles de personas viven sin eso que tú supones dueño de tu felicidad; y sirevisas tu pasado encontrarás algo que en un momento dado supusiste insustituible, y que el tiempote demostró que no era así. Hoy ya ni las recuerdas. ¡Mira que pequeñas eran!.El cambio se produce únicamente cuando unes el conocimiento a la comprensión.La clave: Desprogramarse, soltar las ataduras. ¿Qué es tu programación?Eso que llevas dentro de tu computadora cerebral, que se formó acumulando los datos recibidos. Tucultura, tus ideas, tus creencias, tus miedos, tus hábitos. La cultura: Sea la que fuere, hay otras culturas diferentes, hay otras personas que viven perfectamente sin ella, por lo tanto no es la única. No es la dueña de la verdad. Las ideas: Cuando conocemos a alguien, lo etiquetamos. Vemos a las personas, no como son, sino de acuerdo a la idea que tenemos de ella. Sin embargo, otras personas pueden tener una idea diferente a la que tu te hayas hecho, por lo tanto tampoco es la única infalible o valedera. Esto vale no sólo con respecto a las personas, sino que involucra a todas tus ideas. Las creencias: Actuamos como fanáticos cerrados a todo lo que pueda poner en tela de juicio nuestras creencias. ¿Te asusta el fanatismo en otro?, pues eso es lo que nos hacen ser nuestras falsas creencias. Observa las consecuencias de los fanatismos extremos, ellos se basan en creencias tan arraigadas que no permiten la entrada de otras opiniones diferentes. Los miedos: Si supieras que van a matarte, no podrías dejar de pensar en eso. Esto hacen tus miedos, fijan tu mente solamente en ellos. Y si tienes tu mente fija en ellos, no vives tu vida, no puedes ser feliz, nada habrá que pueda alegrarte, verás todo desde el lado mas oscuro. Esta no sólo es la peor de las ataduras, sino que es la puerta por donde entra todo lo negativo. La energía sigue al pensamiento, si tu pensamiento es un constante negativo, como podrían manifestarse en tu vida cosas bellas. Si tu mente se revuelca en un laberinto de terror, es eso lo que lamentablemente atraes para ti; luego ella se encarga de hacerte ver que aquello malo que temías, ha sucedido. Lo que no te dice es que ella lo ha creado con sus pensamientos. El miedo hace la combinación perfecta para llevar a la manifestación lo que temes; ya que combina pensamiento, sentimiento y palabra. Cierra esta puerta oscura y abre la del Amor con todo tu corazón, ya que el Amor es lo contrario al temor, llénate de Amor y poco a poco tus temores irán perdiendo fuerza. Los hábitos: Tenemos costumbres, formas que de tanto hacerlas son habituales y lógicas para nosotros. Es nuestra parte-robot, que sirve para realizar actos mecánicos, pero no, para enjuiciar a la vida. El mundo con el que te relacionas y al que amas, es un mundo creado por tu propia mente y tiene muy poco que ver con el mundo real, ¿porqué no crear con tu propia mente tu mundo de LUZ? La clave es comprender y tomar conciencia. Entonces todo lo que te esclaviza se va a ir desmoronando, va a ir perdiendo poder en ti y tu propia creatividad va a ir reemplazando al robot mecánico, rígido y falto de vida que eras. Ya no vas a admirar a una flor porque la sabes bonita, sino vas a poder penetrar la esencia de todas las flores. Y no vas a ver el mar, como un pescador de forma mecánica, sino como la belleza y grandeza que le ofrece a tu vista. Solo en la medida en que seas capaz de ver a alguien tal como realmente es, aquí y ahora, no tal como es en tu memoria, en tu deseo y en tu imaginación. Sólo así podrás realmente amarla. 7
  8. 8. Tu mente, tu cultura, tus creencias...Anthony de Mello las ilustra perfectamente: Una turista occidental contemplaba, llena de admiración,el collar de una nativa. "¿De qué está hecho? ", le preguntó. "De dientes de caimán, Señora",respondió la nativa. "¡Ah, ya!. Supongo que los dientes de caimán tendrán para ustedes el mismovalor que para nosotros tienen las perlas... "¡En absoluto!. Una ostra puede abrirla cualquiera."Como puedes observar, las distintas culturas y ubicaciones hacen diferentes los valores, por lo queningún valor que dependa de lo externo es real y absoluto. Los que han alcanzado la iluminacióncomprenden que un diamante no es más que una piedra a la que la mente humana ha dado valor. Yque los reyes son lo grandes o lo pequeños que tu mente decida que sean. Y que todo tiene el valorque tú le das...La felicidad y la desdicha dependen de cómo afrontemos los acontecimientos, no de la naturaleza delos acontecimientos en sí.Redescubrirte a ti mismo, es simplemente redescubrir la Vida en plenitud que puedes alcanzar, si tepropones eliminar las rejas que tu mismo te pusiste."La Nueva Era requiere nuevos hombres. Y el Nuevo Hombre surge del reencuentro consigomismo. Surge al rellenar el abismo que nos separa de la Realidad. Surge por la fuerza apelativadel Amor. Surge por el esfuerzo re-integrativo en un Todo Mayor"."La energía sigue al pensamiento. Por eso los que creen en cosas equivocadas, igual que losque creen solamente en lo que es limitado a sus vidas, reivindican para si mismos la prisiónespiritual...4.- Desarrollo de la conducta de apego.Entramos de lleno en el Psicoanális y las teorías Cognitivas de la mano de John Bowlby yM.Ainsworth. Bowlby estudia el apego en todas sus vertientes desde la infancia y desarrolla “La teoríadel apego”. Voy a intentar exponer resumidamente sus pilares básicos:El individuo desarrolla su psiquismo y su conducta a partir de una base biológica, pero en continuainteracción con un ambiente social que la modifica. El hombre tiene inclinación a la interacción conlos otros, que se manifiesta desde muy temprano. Comienza con la interacción con la madre, que: • Proporciona el alivio de las necesidades físicas • Proporciona una fuente de interacción para la formación de la CONDUCTA DE APEGO, que es una necesidad emocional.Cuando no es la madre la que proporciona el alimento, está demostrado que el bebé tambiéndesarrolla apego por otras personas distintas de la madre. Y también desarrolla apego por personasdistintas a aquellas que le dan de comer, es decir, aunque en principio se pensó que el apego sedesarrollaba "por interés hacia la comida", parece que el apego se desarrolla por interdependenciaEMOCIONAL entre el niño y el otro individuo, que lo provee de caricias, contacto físico, protección...La madre y el niño dependen recíprocamente el uno del otro, emocionalmente, y están destinados acrecer y volver a hacerse independientes en el futuro.Cuando se separa al niño de la madre, puede ocurrir que: • El niño busque de nuevo a la madre • El niño por un lado quiera encontrarla y por otro no (bivalencia) • El niño evite a la madre y desarrolle un carácter huidizo ante ella 8
  9. 9. Ainsworth distinguió tres tipos de apego según la respuesta del niño: • Niños con apego seguro • Niños con apego ansioso-ambivalente • Niños ansiosos-evitantes.Tomando como base la clasificación de Ainsworth, procedo a describir las características de cadauno de estos tipos de apego: • Apego seguroUn patrón óptimo de apego se debe a la sensibilidad materna, la percepción adecuada, interpretacióncorrecta y una respuesta contingente y apropiada a las señales del niño, fortalecen interaccionessincrónicas.Las personas con estilos de apego seguro, son capaces de usar a sus cuidadores como una base deseguridad cuando están angustiados. Ellos tienen cuidadores que son sensibles a sus necesidades,por eso, tienen confianza que sus figuras de apego estarán disponibles, que responderán y lesayudarán en la adversidad. En el dominio interpersonal, tienden a ser más cálidas, estables y conrelaciones íntimas satisfactorias, y en el dominio intrapersonal, tienden a ser más positivas,integradas y con perspectivas coherentes de sí mismo. De igual forma, muestran tener una altaaccesibilidad a esquemas y recuerdos positivos, lo que las lleva a tener expectativas positivas acercade las relaciones con los otros, a confiar más y a intimar más con ellos. • Apego ansioso ambivalenteLos sujetos ambivalentes son aquellos que buscan la proximidad de la figura primaria y al mismotiempo se resisten a ser tranquilizados por ella, mostrando agresión hacia la madre. Responden a laseparación con angustia intensa y mezclan comportamientos de apego con expresiones de protesta,enojo y resistencia. Debido a la inconsistencia en las habilidades emocionales de sus cuidadores,estos niños no tienen expectativas de confianza respecto al acceso y respuesta de los primeros.Estas personas están definidas por un fuerte deseo de intimidad, junto con una inseguridad respectoa los otros, pues desean tener la interacción e intimidad y tienen intenso temor de que ésta se pierda.De igual forma, desean acceder a nueva información, pero sus intensos conflictos las lleva a alejarsede ella.Una situación especial en la que se produce conflicto entre la conducta afectiva y la conducta dealejamiento, es la que se produce cuando la figura de apego es también la que provoca temor, alrecurrir, quizás, a amenazas o actos de violencia. En esas condiciones, las criaturas más pequeñasno suelen huir de la figura hostil, sino aferrarse a ella.Todo apego regido por la ansiedad se desarrolla no sólo porque el niño ha sido excesivamentegratificado, sino porque sus experiencias lo han llevado a elaborar un modelo de figura afectiva quesuele mostrarse inaccesible o no responder a sus necesidades cuando aquél lo desea. Cuanto másestable y previsible sea el régimen en el que se cría, más firmes son los vínculos de afecto delpequeño; cuanto más imprevisibles y sujetos a interrupciones sea ese régimen, más caracterizadopor la ansiedad será ese vínculo (Bowlby, 1985; 1998). • Apego ansioso - evitantePara la conducta que tiende a aumentar la distancia de personas y objetos supuestamenteamenazadores resultan convenientes los términos "retracción" "huida" y "evitación". Para otrocomponente importante y adecuadamente organizado, el término utilizado es "inmovilización"(Bowlby, 1985; 1998).La conducta de retracción y la de apego se suelen dar con frecuencia ya que ambas cumplen unamisma función: protección. Resulta fácil combinar en una acción única el acto de alejarse de unazona y acercarse a otra. No obstante, existen poderosas razones para trazar un distingo entre ambas. 9
  10. 10. En primer lugar, aunque en buena medida las condiciones que las provocan son las mismas, nosiempre ocurre así. La conducta de apego, por ejemplo, puede ser activada por la fatiga o laenfermedad, tanto como una situación que provoca miedo.Por otra parte, cuando ambas formas de conducta son activadas al mismo tiempo no siempre soncompatibles, aunque si lo sean en la mayoría de los casos. Por ejemplo, puede producirse unasituación conflictiva cuando el estímulo que provoca tanto la huida como la conducta de acercamientode un individuo se halla ubicado entre éste último y la figura en quien se centra su afecto. Revisteprimacía una u otra forma de conducta cuando el individuo atemorizado marcha de manera más omenos directa hacia la figura del apego, a pesar de que para ello tiene que pasar cerca del objetoamenazador, o cuando huye de este último aún cuando al hacerlo pone una distancia cada vez mayorentre si mismo y la figura de apego (Bowlby, 1985; 1998).Una conducta de apego insegura-evitante o la presencia de fallas en el establecimiento del vínculomaterno-infantil, también se ha asociado con madres que maltratan a sus hijos, ya sea de manerafísica, verbal, a través de la indiferencia o por una inhabilidad psicológica.Las madres de niños evitantes pueden ser sobre-estimulantes e intrusivas.Las personas con este tipo de apego, tienen despliegues mínimos de afecto o angustia hacia elcuidador, o evasión de esta figura ante situaciones que exigen la proximidad y rechazan lainformación que pudiese crear confusión, cerrando sus esquemas a ésta, teniendo estructurascognitivas rígidas tienen más propensión al enojo, caracterizándose por metas destructivas,frecuentes episodios de enojo y otras emociones negativas. Algunos niños sujetos a un régimenimprevisible parecen llegar a un punto de desesperación en el que, en vez de desarrollar unaconducta afectiva caracterizada por la ansiedad, muestran un relativo desapego, aparentemente sinconfiar en los demás ni preocuparse por ellos. A menudo esta conducta se caracteriza por laagresividad y la desobediencia, y esos niños son siempre propensos a tomar represalias. Este tipo dedesarrollo es mucho más frecuente en los varones que en las niñas, en tanto que ocurre a la inversaen el caso de una conducta de fuerte aferramiento y ansiedad (Bowlby, 1985; 1998).En los últimos años varios investigadores han planteado nuevas formas de medir los patrones deapego romántico en los adultos. En el centro de estos esfuerzos, la psicóloga canadienseBartholomew (1994) propuso una conceptualización más elaborada de lo que algunos estudiosos deltema han dado en llamar “ orientaciones de apego ”, “ patrones de apego ” o “ estilos de apego”.A partir de los reiterados intentos de crear escalas para evaluar esos patrones, se arribó a laconclusión de que existen dos dimensiones mayores subyacentes a las mediciones del apego en eladulto: la ansiedad (frente al abandono o el amor insuficiente) y la evitación (de la intimidad y de laexpresión emocional).Bartholomew señala que aquéllas se pueden organizar en relación con otras dos dimensionesrelacionadas con las representaciones de SI MISMO y DEL OTRO: 1) “modelo de sí mismo” positivo (sí mismo merecedor de amor y de atención) vs. negativo (sí mismo no merecedor) 2) “modelo de otros” positivo (los otros son vistos como disponibles y protectores) vs. negativo (los otros son poco confiables o rechazantes).La autora destaca que las combinaciones de dichas dimensiones permiten hablar de cuatro patroneso estilos de apego. Los designa tomando como referente, entre otros, a la tipología de Ainsworth yamencionada. En función de la combinación de las dos dimensiones con su modalidad positiva onegativa se elaboran cuatro patrones ( ver cuadro): 1) “seguro”: grupo positivo-positivo; 2) ”ansioso”: grupo negativo-positivo; 3) “evitativo”: grupo positivo-negativo; 4) “temeroso”: grupo negativo-negativo. 10
  11. 11. • Los individuos seguros mantienen una percepción positiva tanto de sí mismos como de los otros, mostrándose bien predispuestos para poder acercarse e involucrarse afectivamente con otros. Se sienten cómodos con la intimidad y la autonomía. • Los sujetos ansiosos buscan intimar con otros pero temen siempre ser rechazados o desvalorizados. • Las personas evitativas otorgan importancia a la realización personal y la auto- confianza a costa de perder la intimidad con otros. Defensivamente, desvalorizan la importancia de los vínculos afectivos. • Los individuos temerosos desean intimar con otros pero desconfían de los demás, por lo que evitan involucrarse sentimentalmente. Son muy dependientes y temen ser rechazados.PATRONES EN LOS ESTILOS DEL APEGO. - Modelo de sí mismoModelo de otros Positivo NegativoPositivo SEGURO ANSIOSONegativo EVITATIVO TEMEROSOEl "instinto materno" no existe en la especie humana como tal. Es un vínculo que debe crearse, sobretodo en los primeros momentos, tras el nacimiento. El niño al que no se le da esto desde un principio(ej. niños en orfelinatos), aunque esté físicamente bien cuidado, puede desarrollar depresiones y unagran vulnerabilidad.También el proceso de REINDEPENDIZACIÓN o "desapego", para su correcto desarrollo,precisa que el proceso de apego se haya dado de forma correcta antes. El niño necesita saberque la madre está ahí mientras él corre por el parque. Tarde o temprano, acaba por formarse unaimagen mental de la madre, y ya no le hacer.Evolutivamente, la función que tiene las conductas de apego radica en proteger al individuo de losanimales de presa; esto ocurriría tanto entre los seres humanos como en otras especies demamíferos y aves. Para los primates de gran tamaño que moran sobre la superficie terrestre, laseguridad reside en integrarse a la manada.Bowlby, postula que el temor a la ausencia materna nace cuando el bebé aprende que, al hallarseausente la progenitora, sus necesidades fisiológicas no pueden satisfacerse, lo cual redunda en laacumulación de peligrosas "cantidades de estimulación" que, a menos de descargarse, provocan una"situación traumática". El bebé descubre que al quedarse solo es incapaz de descargar esos 11
  12. 12. elementos acumulados, la situación de peligro que intrínsecamente le provoca temor es "unasituación de desamparo reconocida, recordada y esperada".Desde una perspectiva psicoanalítica, el vínculo infantil tiene su fundamento biológico en la conductade apego. Distinguiéndose uno del otro puesto que el apego se refiere a una conductacorrespondiente a anagramas hereditarios al servicio de la sobrevivencia, mientras que el vínculo esun concepto referido a la ligadura específicamente humana con el objeto y con elementos simbólicos.Dicha relación vincular tiene lugar a partir del momento en el que la madre percibe al inicio de losmovimientos fetales; situación en la que establece una relación con un objeto externo aunque dentrodel cuerpo.A partir de los primeros meses de vida y durante toda la existencia del ser humano, la presencia oausencia (física) de una figura de afecto es una variable clave que determina el que una persona sesienta o no alarmada por una situación potencialmente alarmante. A partir de esa misma edad ydurante toda su vida, una segunda variable de importancia es la confianza o falta de confianza queexperimenta la persona con respecto a la disponibilidad de la figura de apego (este o no presentefísicamente) de responder a sus requerimientos cuando por alguna razón lo desee.En el modelo del mundo que toda persona constituye, una característica clave es su criteriopara establecer quienes son sus figuras de apego, donde pueden encontrárseles y de quemanera previsible pueden responder. En el modelo de sí misma que construye una personauna característica clave es su criterio sobre la aceptabilidad o inaceptabilidad de su propio sera ojos de las figuras de afecto. Sobre la estructura de esos modelos complementarios se basan lospronósticos de esa persona sobre el grado de accesibilidad de las figuras de apego y su capacidadde respuesta en momentos en que requiera su apoyo. Aunado al tipo de pronóstico que elabora unapersona con respecto a la disponibilidad probable de sus figuras de apego se halla, su propensión aresponder con muestras de temor siempre que deba enfrentar una situación potencialmentealarmante en el curso normal de los acontecimientos.La familia tiene una función eminentemente protectora y socializadora. Dentro de ésta, el niñoestablecerá nexos con el mundo exterior, haciéndose patente a través de la seguridad que se vayasolidificando según las relaciones entre los miembros de la familia. Se producen alianzas ycoaliciones que en parte definen su estructura funcional. La ruptura de una alianza o coalición implicala necesaria reestructuración de la dinámica familiar. Las relaciones afectivas familiarestempranas proporcionan la preparación para la comprensión y participación de los niños enrelaciones familiares y extrafamiliares posteriores. Ayudan a desarrollar confianza en simismo, sensación de autoestima y valía.Dentro de esta, la riqueza de las interacciones madre-hijo o cuidador-hijo es el predictor masconsistente de la habilidad, el conocimiento y la motivación en los niños.La personalidad adulta se visualiza como producto de la interacción del individuo con figuras clavesdurante sus años inmaduros y, en particular, con las figuras de apego. Individuos que han crecidoen un hogar adecuado, con padres afectuosos en la medida normal, y han tenido ante sí apersonas que pueden brindarle apoyo, aliento y protección, y saben donde buscar todo ellosuelen tener expectativas firmes y satisfechas; por lo que, como adulto, le resulta difícilimaginar un mundo distinto. Ello le hace sentirse seguro, de que toda vez que se vea endificultades siempre tendrá acceso a figuras dignas de confianza que vendrán en su ayuda.Enfrentará al mundo con seguridad y, cuando se vea ante una situación alarmante, podráencararla con eficacia, o buscar ayuda para hacerlo. La experiencia familiar de los niños que seconvierten en seres relativamente estables y dotados de confianza en sí mismos, no sólo secaracteriza por el apoyo que les brindan los padres cuando ello es necesario, sino también por elaliento que les brindan, de modo paulatino pero oportuno, para que vayan adquiriendo una autonomíacada vez mayor. Los adultos que desconocen la posibilidad de contar con figuras que le brindenapoyo y protección de manera constante, puede llegar a no confiar en la posibilidad de que siemprepuedan tener acceso a una figura de afecto que les merezca plena confianza. Ven al mundo comoalgo impredecible y hostil, respondiendo en consonancia: apartándose de él o riñéndole.Entre ambos extremos se encuentran las personas que pueden haber aprendido que una figura deapego sólo responde de manera positiva cuando se le hace objeto de mimos y halagos. Otros puedenhaber aprendido durante la infancia que la respuesta deseada solo puede obtenerse si se cumplendeterminadas reglas del juego. Siempre que esas reglas hayan sido modeladas y las sanciones tibias 12
  13. 13. y previsibles, el sujeto podrá seguir creyendo en la posibilidad de obtener apoyo cuando lo necesite.Pero cuando las reglas son estrictas y difíciles de cumplir, y en especial cuando incluyen amenazasde quitar todo el apoyo, la confianza suele desvanecerse (Bowlby, 1985; 1998).Varios estudios han determinado que algunas características que se presentan en lasrelaciones íntimas que establecen las personas tienen mucho que ver con sus estilos deapego individuales. • Las personas con estilo seguro tienden a desarrollar modelos mentales de sí mismos como amistosos, afables y capaces, y de los otros como bien intencionados y confiables, ellos encuentran relativamente fácil intimar con otros, se sienten cómodos dependiendo de otros y que otros dependan de ellos, y no se preocupan acerca de ser abandonados o de que otros se encuentren muy próximos emocionalmente. • Las personas con estilos ansiosos tienden a desarrollar modelos de sí mismos como poco inteligentes, inseguros, y de los otros como desconfiables y reacios a comprometerse en relaciones íntimas, frecuentemente se preocupan de que sus parejas no los quieran y sienten temor al abandono. • Los con estilo evasivo, desarrollan modelos de sí mismos como suspicaces, escépticos y retraídos, y de los otros como desconfiables o demasiado ansiosos para comprometerse en relaciones íntimas, se sienten incómodos intimando con otros y encuentran difícil confiar y depender de ellos.En conclusión, se observa la importancia del desarrollo de un apego seguro para el buendesenvolvimiento durante la vida de cada una de las personas. El papel de las figuras de apego,la consciencia del cuidado y responsabilidad que recae sobre cada una de ellas nos recalca latrascendencia de la información acerca de que la atención al infante desde el nivel prenatal influye enla evolución diaria de la persona.Se comprueba que más que cantidad de interacción con la madre, lo que importa es la calidad deella, tal y como lo demuestran las investigaciones realizadas alrededor del trabajo de la figura deapego y sus repercusiones posteriores.De igual forma, la escuela como agente socializador, fomenta experiencias ambivalentes en lospequeños desde muy temprana edad. La reacción que se tenga hacia ella dependerá de lainteracción que se tenga en la familia, del temperamento del niño y en muy buena medida de laaceptación e integración que se encuentre tanto de los compañeros de clase (que pueden actuarcomo el mayor apoyo social en etapas claves del desarrollo) como de los maestros que en muchasocasiones son las principales figuras de apego durante el proceso de "independencia" de los padres.Cada etapa del desarrollo humano tiene funciones propias que provocan un equilibrio o desequilibrioen la persona según sea o no resuelta satisfactoriamente, y para que el niño enfrente de la maneramás saludable y positiva dada una de dichas etapas, es fundamental el desarrollo de la seguridadrealista acerca de las posibilidades de un enfrentamiento positivo con el ambiente. También, sedestaca la relación estrecha que se tiene de los estilos de apego con las relaciones interpersonales adesarrollar a lo largo de la vida, tanto desde la elección de amigos como de la pareja amorosa encuestión, subrayando igual que cada individuo puede variar a través de la experiencia en su reaccióncaracterística hacia la vida aunque los primeros años marquen de manera trascendental nuestraconfianza hacia el mundo externo e interno.Durante la infancia, se pueden producir separaciones forzadas por diversas circunstancias quedesencadenarán un apego ansioso e inseguro y que pueden constituir un sello característico delduelo patológico adulto. a. Escolarización b. Hospitalización c. Divorcio d. Muerte de una figura de apego 13
  14. 14. 5.- Practicando el Desapego.Para practicar el desapego lo primero que hay que hacer es observarnos, y ver donde se sitúa eldeseo que nos condiciona nuestra felicidad o nuestro sufrimiento. Para trascenderlo hay que soltar yen nuestra sociedad existen básicamente tres tipos de apegos que pueden tener diferentesmanifestaciones e intensidad a lo largo de nuestra vida. • El apego afectivo, que se puede confundir con el amor y se muestra con mayor intensidad en las relaciones de parejas o ante la muerte de un ser querido, implica que convertimos a la otra persona en la razón de nuestro ser. • El apego material supone centrar la felicidad en el tener, poseer y ostentar; lo que lleva a creer que valemos más por lo que tenemos que por lo que somos. • El apego ideológico, las creencias falsas y los fanatismos extremos, están en la base de los peores pasajes de la historia y es el origen de guerras y rivalidades.“La solución está en tus manos. No importa cuál sea tu situación; realmente, la solución es la mismapara todos, y cada uno tendrá que recorrer su propio camino” Se trata de despertar, de elegir y decidirsalir del estado de inconsciencia.A.- Desapego en las relaciones Liberándonos, Liberamos a los Demás.El amor incondicional se desarrolla con el desapego.No es "querer", sino "amar". "“Yo quiero" expresa pertenencia, sentido de propiedad, control; por lo tanto, apego.El Amor va más allá, no tiene fronteras, es impersonal, es por el bien y la felicidad del otro, no por elpropio bienestar. Esa es la verdadera entrega. Para poder dar, hay que estar muy entero y muyconectado a la fuente.El desapego no es una condición negativa, sino una condición vigilante, positiva, que nos libera dealgo que impide en nosotros el contacto con el alma, ese algo es el miedo de la libertad. Tenemosapego cuando tenemos miedo de la libertad. Tenemos apego cuando perdemos el poder interior.Tenemos apego cuando nos volvemos dependientes de una persona.El apoyo nos hace perder el poder, porque nos hace perder el punto de apoyo interior y este esautonomía. La autonomía es la condición del alma, del contacto de la personalidad con el alma.Solamente cuando seamos autónomos, nos aceptemos, nos reconozcamos, tengamos autonomíainterior y seamos nosotros mismos; entonces recién el alma podrá anclarse en nuestro vehículo.La autonomía emocional es la capacidad de sentir, pensar y tomar decisiones por sí mismo. Incluye lacapacidad para asumir las consecuencias que se derivan de los propios actos; esto significa,responsabilidad. La persona que tiene autonomía emocional se constituye en su propia “autoridad dereferencia”. La autonomía emocional es un estado afectivo caracterizado por gestionar las propiasemociones, sentirse seguro sobre sus propias elecciones y objetivos.Nosotros somos fundamentalmente el alma que utiliza la personalidad. Pero el alma es virtual, espotencial, es como un futuro incierto cuando nosotros no somos libres. El alma solo se puede asentar,en medio de la libertad. 14
  15. 15. El apego negativo lo llamamos rechazo o aversión. Estamos apegados a un sentimiento quevolvemos resentimiento. Y el resentimiento como una forma de aversión es el peor de los apegos.El apego no solo es la dependencia de otro, el apego siempre es la dependencia de unsentimiento.En ambos casos nos separamos; porque no hay peor separación, que la de la proximidad física,cuando no hay libertad. Puede que estemos muy juntos y muy cerca. Puede que nos besemos, puedeque nos abracemos, puede que ocupemos el mismo techo, pero si la relación se basa en el apego,estamos profundamente separados en nuestra esencia. Mientras más cerca estén nuestros cuerpos ynuestras personalidades; si hay apego, más lejanas están nuestras almas.Mientras más cerca estemos, más prisioneros somos el uno del otro, si la relación es de apego. Unarelación es de apego si produce sufrimiento; no hay sufrimiento, sin apego. La condición delsufrimiento es el apego. Tú puedes irte o puedes quedarte; pero si yo sufro es porque estoy apegadoy si estoy apegado a ti es porque estoy inseguro de mí, porque necesito un punto de apoyo exterior.Si estoy apegado a ti, es porque estoy inseguro de mí. Si yo estoy apegado a ti estoy violando tulibertad, si tú estas apegado a mí, entonces también estas violando mi libertad.De tal manera que la mejor manera de unirse es paradójicamente liberarse. La mejor manera deencontrarse es desaparecerse. La mejor manera de no rechazarte es paradójicamente aceptarme amí mismo. Así se pueden ver las paradojas que se dan en una relación que tiene como punto departida la reflexión; yo me miro y me observo en un espejo, pero yo me miro y me observo en unespejo que eres tú. Aquellas cosas a las que yo me apego son esas inseguridades y vacíosinteriores que tengo. De manera que te estoy utilizando en la relación como un instrumentopara compensar mis carencias. La relación no es un instrumento para compensar carencias,sino es un instrumento de liberación.Si yo te necesito a ti para llenar mis vacíos, pobre de ti y de mí, porque te voy a atrapar en la prisiónde mi vacío. Si tú me necesitas solo para compensar tus vacíos en la relación, no me vas a dar másque tu carencia, tu sombra y tu pobreza. No me vas a regalar lo mejor de ti mismo que es tu riqueza ytodas aquellas cosas que ya has afirmado, aquello que traes para regalarle al mundo desde tu propiocorazón.Jaime Jaramillo, en su libro Te amo… pero soy feliz sin ti, propone una serie de herramientassencillas y eficientes que han sido probadas por personas de diferentes culturas, edades, religiones,etc. y que ayudan a recuperar la consciencia y a evitar sus dos grandes enemigos, los apegos y elmiedo. Una idea fundamental es que la solución a estos dos últimos no está en el exterior, nodepende de nada ni nadie, sino que está en el interior de cada uno.“Recuerda siempre que donde pones tu mente, allí estará tu corazón”.El apego implica que dependemos psicológica o emocionalmente de otras personas o de ciertascosas. Supone que depositamos en ellas nuestra felicidad y empezamos a vivir condicionados. Lafelicidad pasa a estar en el exterior, en manos de otras personas. “El apego se nutre del miedo yestos miedos son el origen de todo el sufrimiento humano; debido a estos miedos, desarrollamos unsistema de autodefensa o negación persistente que nos lleva al autoengaño”.Y si tu apego se refiere a una persona di: • "Te dejo que seas tú mismo; que tengas tus propios pensamientos, que satisfagas tus propios gustos, que sigas tus propias inclinaciones, que te comportes tal como decidas hacerlo. • Te libero con Amor y me libero con Amor".Ahora estás en condiciones de amar a esa persona. ¿Por qué?Porque Amar, no es querer.Lo que quieres, quieres poseerlo. Cuando quieres a alguien para ti, solo le estás poniendo unacadena al cuello, y estás atándote del otro lado.El Amor solo puede existir en libertad. Elige entre tu apego y la felicidad. Lo que necesitas no esrenunciar, sino comprender, tomar conciencia. Si tus apegos te han ocasionado sufrimiento, esa es 15
  16. 16. una gran ayuda para comprender, y si alguna vez experimentaste el sentimiento de libertad te seráútil recordarlo.Sólo tú, puedes hacerte feliz y todos los momentos presentes lo son porque tú estás en ellos.Y hoy, el eterno presente, el aquí y ahora, tu serás feliz aunque hoy te acompañe esto o lo otro. Ypodrás ir pasando de un momento a otro en la vida, disfrutándolo plenamente, sin llevar cargasemocionales del pasado. Y como los lirios del campo y los pájaros del cielo estarás libre depreocupaciones viviendo siempre el Eterno presente.B.- Desapego en la abundancia En la incertidumbre encontraremos la libertad para crear cualquier cosa que deseemos.La fuente de la abundancia, de la riqueza o de cualquier cosa en el mundo físico es el yo; es laconciencia que sabe cómo satisfacer cada necesidad. Todo lo demás es un símbolo: vehículos,casas, cheques, ropa, aviones. Los símbolos son transitorios; llegan y se van. Perseguir símbolos escomo contentarse con el mapa en lugar del territorio. Es algo que produce ansiedad y acaba porhacernos sentir vacíos y huecos por dentro, porque cambiamos el yo por los símbolos del yo.El apego es producto de la conciencia de la pobreza, porque se interesa siempre por los símbolos. Eldesapego es sinónimo de la conciencia de la riqueza, porque con él viene la libertad para crear. Sóloa partir de un compromiso desprendido, podemos tener alegría y felicidad. Entonces, los símbolos dela riqueza aparecen espontáneamente y sin esfuerzo. Sin desapego somos prisioneros deldesamparo, la desesperanza, las necesidades mundanas, los intereses triviales y la desesperaciónsilenciosa – características distintivas de una existencia mediocre y una conciencia de la pobreza.La verdadera conciencia de la riqueza es la capacidad de tener todo lo que deseamos, cadavez que lo deseamos, y con un mínimo de esfuerzo. Para afianzarnos en esta experiencia esnecesario afianzarnos en la sabiduría de la incertidumbre.La gente busca constantemente seguridad, pero con el tiempo descubriremos que esa búsqueda esen realidad algo muy efímero. Hasta el apego al dinero es una señal de inseguridad. Uno podríadecir: “Me sentiré seguro cuando tenga X cantidad de dinero porque entonces tendré independenciaeconómica y podré jubilarme. Y entonces haré todo lo que he querido hacer siempre”. Pero eso esalgo que nunca sucede – que nunca llega.Quienes buscan la seguridad la persiguen durante toda la vida sin encontrarla jamás. Laseguridad es evasiva y efímera porque no puede depender exclusivamente del dinero.La búsqueda de la seguridad es una ilusión. Según las antiguas tradiciones de sabiduría, lasolución de todo este dilema reside en la sabiduría de la inseguridad o la sabiduría de laincertidumbre. Esto significa que la búsqueda de seguridad y de certeza es en realidad un apego a loconocido. ¿Y qué es lo conocido? Lo conocido es el pasado. Lo conocido no es otra cosa que laprisión del condicionamiento anterior. Allí no hay evolución -absolutamente ninguna evolución. Ycuando no hay evolución, sobrevienen el estancamiento, el desorden, el caos y la decadencia.C.- Desapego es CreatividadEl mito de Eros y Psique es la relación entre el hombre y la mujer, entre lo masculino y lofemenino, pero también nos habla del vínculo entre lo humano y lo divino. Cuando Eros yPsique se encuentran separados hay dolor, cuando se reúnen se despierta la creatividad. La sabiduría de la incertidumbre reside en el desapego... en la sabiduría de la incertidumbre reside la liberación del pasado, de lo conocido, que es la prisión del condicionamiento anterior. Y en nuestro deseo de ir hacia lo desconocido, el campo de todas las posibilidades, nos entregamos a la mente creativa, que orquesta la danza del universo. 16
  17. 17. La incertidumbre, por otra parte, es el suelo fértil de la creatividad pura y de la libertad.La incertidumbre es penetrar en lo desconocido en cada momento de nuestra existencia. Lodesconocido es el campo de todas las posibilidades, siempre fresco, siempre nuevo, siempre abiertoa la creación de nuevas manifestaciones. Sin la incertidumbre y sin lo desconocido, la vida es sólouna vil repetición de recuerdos gastados. Nos convertimos en víctimas del pasado, y nuestrotorturador de hoy es el yo que ha quedado de ayer.Renunciemos a nuestro apego a lo conocido y adentrémonos en lo desconocido, asíentraremos en el campo de todas las posibilidades. La sabiduría de la incertidumbre jugará unimportante papel en nuestro deseo de entrar en lo desconocido. Esto significa que en cada momentode nuestra vida habrá emoción, aventura, misterio; que experimentaremos la alegría de vivir: lamagia, la celebración, el júbilo y el regocijo de nuestro propio espíritu.Cada día podemos buscar la emoción de lo que puede ocurrir en el campo de todas las posibilidades.Si nos sentimos inseguros, estamos en el camino correcto – no nos demos por vencidos. En realidadno necesitamos tener una idea rígida y completa de lo que haremos la semana próxima o el añopróximo, porque si tenemos una idea clara de lo que ha de suceder y nos aferramos rígidamente aella, dejaremos por fuera un enorme abanico de posibilidades.Una de las características del campo de todas las posibilidades es la correlación infinita. Este campopuede orquestar una infinidad de sucesos espacio-temporales con el fin de producir el resultadoesperado. Pero cuando hay apego, la intención queda atrapada en una forma de pensar rígida y sepierden la fluidez, la creatividad y la espontaneidad inherentes al campo de todas las posibilidades.Cuando nos apegamos a algo, congelamos nuestro deseo, lo alejamos de esa fluidez y esaflexibilidad infinitas y lo encerramos dentro de un rígido marco que obstaculiza el proceso total de lacreación.La ley del desapego no obstaculiza la ley de la intención y el deseo – la fijación de metas.Siempre tenemos la intención de avanzar en una determinada dirección, siempre tenemos una metaSin embargo, entre el punto A y el punto B hay un número infinito de posibilidades, y si laincertidumbre está presente, podremos cambiar de dirección en cualquier momento si encontramosun ideal superior o algo más emocionante. Al mismo tiempo, será menos probable que forcemos lassoluciones de los problemas, lo cual hará posible que nos mantengamos atentos a las oportunidades.La ley del desapego acelera el proceso total de la evolución. Cuando entendemos esta ley, no nossentimos obligados a forzar las soluciones de los problemas. Cuando forzamos las soluciones,solamente creamos nuevos problemas. Pero si fijamos nuestra atención en la incertidumbre y laobservamos mientras esperamos ansiosamente a que la solución surja de entre el caos y laconfusión, entonces surgirá algo fabuloso y emocionante.Cuando este estado de vigilancia – nuestra preparación en el presente, en el campo de laincertidumbre – se suma a nuestra meta y a nuestra intención, nos permite aprovechar laoportunidad.¿Qué es la oportunidad?Es lo que está contenido en cada problema de la vida. Cada problema que se nos presenta en la vidaes la semilla de una oportunidad para algún gran beneficio. Una vez que tengamos esta percepción,nos abriremos a toda una gama de posibilidades – lo cual mantendrá vivos el misterio, el asombro, laemoción y la aventura.Podremos ver cada problema de la vida como la oportunidad de algún gran beneficio. Habiéndonosafianzado en la sabiduría de la incertidumbre, podremos permanecer alerta a las oportunidades. Y,cuando nuestro estado de preparación se encuentre con la oportunidad, la solución apareceráespontáneamente.Lo que resulta de esto es lo que denominamos comúnmente “buena suerte”. La buena suerte no esotra cosa que la unión del estado de preparación con la oportunidad. Cuando los dos semezclan con una vigilancia atenta del caos, surge una solución que trae beneficio y evolución para 17
  18. 18. nosotros y para todos los que nos rodean. Ésta es la receta perfecta para el éxito, y se basa en la leydel desapego.Sir Ken Robinson es un líder reconocido a nivel mundial en el desarrollo de la creatividad,innovación y recursos humanos. Habla a audiencias alrededor del mundo sobre los retos creativos alos que se enfrentan los negocios y la educación en las nuevas economías globales. Plantea lanecesidad de crear un sistema educativo que nutra (en vez de socavar) la creatividad.“Todos los niños tienen talentos extraordinarios que despreciamos sin piedad”.Para él, la creatividad en las escuelas es tan importante como la alfabetización y deberíamos darle elmismo status. Cuenta el caso de una niña que no prestaba nunca atención en clase y solo lo hacía enclase de dibujo, un día la profesora se acercó a ver que estaba dibujando y la niña le dijo: estoydibujando a Dios. La profesora le increpó: - ¿como vas a pintar a Dios si nadie sabe como es? -Y la niña contestó.- lo va a ver en 5 minutos, en cuanto acabe el dibujo.-Los niños se arriesgan, si no saben, prueban. No tienen miedo a equivocarse y si no estas abierto aequivocarte, nunca se te va ocurrir nada original.En nuestra sociedad estigmatizamos los errores y cuando somos mayores hemos perdidonuestras capacidades creativas.La creatividad y el desapego van de la mano, desapego al resultado al error, a la validez de tu obra.El verdadero arte es místico. El artista cuando crea una obra se puede valorar si es “genial” sirealmente trasciende, quiero decir, si la observas y puedes transcender la dualidad entre sujeto yobjeto, aunque sea por un lapso pequeño de tiempo, desaparece temporalmente toda sensación deidentidad separada y uno penetra en la conciencia no dual y atemporal. Es, simplemente admirable,te deja sin aliento y te despoja de tu Self, todo a la vez.-"Maestro, tengo un problema con mi hijo: me trajo las notas del colegio, una alta calificación endibujo y una pésima calificación en matemáticas.-¿Qué harás?- ¡Lo pondré de inmediato a tomar clases particulares con un profesor de matemáticas!- Necio, ponlo de inmediato a tomar clases particulares con un profesor de dibujo. Desarrolla sutalento. Todos servimos para algo pero no todos servimos para lo mismo".En una entrevista reciente a Ken Wilber, le preguntaron:¿Qué significa ser un educador integral?“Tiene que ver con reconocer que existe más de una dimensión en el ser humano, más de un tipo deinteligencia y que necesitamos educar esas inteligencias múltiples. Igualmente, necesitamoseducarnos en ética, moral, inteligencia musical, matemática, interpersonal, al mismo tiempo quetrabajamos el cuerpo, las emociones y el espíritu.Probablemente el mismo concepto que el Gymnasium que tenían los antiguos griegos. Por tanto loque más claro está es que se trata de educar el cuerpo, la mente y el espíritu. Y en la mente no sólola inteligencia cognitiva. Incluiría una dimensión contemplativa a través de la educación de adultos,adolescentes y niños”. 18
  19. 19. D.- Desapego Vida –Muerte "El que tiene apego a su vida la perderá; y el que no está apegado a su vida en este mundo, la conservará para la Vida eterna." Evangelio de San Juán (cap.12,25)Las muertes-pérdidas que he vivido a lo largo de mi vida han sido maestros que me han hechodespertar de la inconsciencia desde muy temprana edad y ahora casi me atrevo decir que agradezcohaber vivido esas pérdidas que me han hecho valorar la vida de una forma rotunda y sentirirrevocablemente la esencia eterna de las personas que amé.El desapego se puede aprender de diferentes maneras, pero una de las más frecuentes e ineludibleses la muerte de un ser querido. Sin embargo, no todos pueden lograr realizar este aprendizaje pormedio de esta circunstancia. Lo que llamamos "muerte", nos permite iniciarnos en los caminosdel desapego. No podemos ver al ser querido, y el hecho de que este siga existiendo en otro plano,hace que desarrollemos un estado de amor diferente. Podríamos hablar de amor incondicional, porser un amor en el que no contamos con el otro físicamente, pero sin embargo, seguimos sintiendo su"viva" presencia y compañía.A veces es desgarrante sentir el desprendimiento del otro. Este corte es vivido la mayoría de lasveces como un gran sufrimiento, nos remueve emociones, situaciones de abandono. Aprender que eldesapego no es abandonar ni ser abandonados, lleva su tiempo. Todo aprendizaje requiere unproceso.Los cambios internos no se logran por decreto.Incluso para la propia muerte, aprender el desapego mientras vivimos, nos permitirá entre otrascosas, hacer un pasaje más fácil cuando abandonemos nuestro cuerpo físico. Para los budistas, sise mantiene la conciencia sin elección, esa mera presencia del Testigo, instante tras instante, lamuerte es sólo un instante más, como cualquier otro, no te encoges ante ella, ni te aferras a la vida,puesto que ambas son, en lo esencial, experiencias pasajeras.Ken Wilber en su libro de Gracia y Coraje, relata como Treya, su mujer ante un cáncer terminalempezó a vivir conscientemente la muerte, con la condición de no tener futuro y al vivir su muerte, lallevó a vivir realmente la vida y a tener conciencia del Self. Aprender a rendirse, sin combatir a lamuerte, ni a la vida… buscando el equilibrio entre las ganas de vivir y la aceptación de la muerte.Define a la muerte como la “Gran soltada” y no es preciso llegar ha esperar la muerte física paraabandonar nuestro apego a la vida. Si aprendemos a vivir nuestra propia muerte día a día,aprenderemos a morir en nuestra vida de forma natural, sin ningún tipo de apego.Mientras estemos atrapados en la dualidad entre lo bueno y lo malo, el placer y el dolor, la salud y laenfermedad, la vida y la muerte, no podremos acceder a nuestra identidad suprema no dual que es lono manifestado.Ramana Maharshi mantenía que no podremos recuperar nuestra identidad superior y global conTodo, con el Self, si no es haciendo las paces con nuestro sufrimiento, enfermedad, nuestro dolor yespecialmente la muerte, el último maestro.El texto de la Isa Upanisad nos ayudará a contestar esta pregunta acerca de cómo este mundo llenode dolor y muerte puede convertirse en fuente de alegría nos obliga a desechar cualquier sospechade postergación de la felicidad para el más allá y de desprecio de Rama por el más acá.Al mismo tiempo nos permite asegurarnos de que Rama se enfrenta cara a cara con esemundo lleno de dolor y muerte sin negarlo, pero a la vez aspira, como nosotros, a convertirloen fuente de felicidad. Le queda, pues, aunque no era fácil verlo después de su crudapresentación de la realidad humana, una esperanza de que la felicidad se encuentre aquí yahora. 19
  20. 20. ¿Pero cómo?El único vislumbre que tenemos es su confianza en que el auto-conocimiento alberga la respuesta.También sabemos que Rama está experimentando el desapego, una cierta distancia frente a unmodo de existencia que ahora él percibe como envuelto en la ilusión. Y si esa ilusión conduce sólo aun oscuro abismo, entonces el desapego puede indicar el camino de salida, la forma de permanecerinafectados.El desapego es una actitud integradora de acogida, que no rechaza nada sino lo acepta todo porigual. Puesto que divinidad y mundo cambiante, y por lo tanto divinidad y sujeto actuante, mundocambiante y sujeto actuante son uno y lo mismo: una presencia plena que a nada teme porque nadanecesita y por eso mismo es libre de toda adicción, “está contenta con cualquier cosa y llena deamor”, capaz de dejar ser sin forzar en la dirección de la particular conveniencia propia del ego.Como lo dice el Bhagavad Gita: El que está satisfecho con lo que se le presenta, habiendotrascendido los opuestos, libre de envidia y equilibrado ante el éxito y el fracaso, aunque actúeno se esclaviza a los actos.En el Libro Tibetano de la Vida y La Muerte, del maestro Sogyal Rimpoché, se nos muestra laesperanza que existe en la muerte y como podemos ir más allá de la negación y el miedo paradescubrir aquello que hay en nosotros que sobrevive a la muerte y es inmutable. El proceso de lamuerte, es un proceso de transformación, en el que se pasa por el desapego al presente para abrirsea lo venidero.Hay un cuento Zen muy esclarecedor sobre la vida y la muerte sacado del libro “The Zen living &dying” de Philip Kapleau, dice así:El maestro Zen Dogo acompañaba a su discípulo a presentar sus condolencias en el entierro de unfamiliar. El discípulo ante el cuerpo presente del difunto, le preguntó al maestro:- Está vivo o muerto?El maestro contestó:- Ni vivo, ni muerto.El discípulo se contrarió ante tan ambigua contestación y se enfureció tanto con él que le amenazócon golpearle sino se definía ante la vida y la muerte. El maestro le dijo:- Golpéame si quieres pero no te puedo mentir. No está vivo el cuerpo pero tampoco está muerta sualma. “El mensaje fundamental que nos brindan las enseñanzas budistas es el de que existe una enormeesperanza, tanto en la vida como en la muerte, a condición de que estemos preparados para ellas.Estas enseñanzas os revelan que es posible una libertad prodigiosa y, en última instancia, ilimitadapor la que podemos empezar a trabajar ahora mismo, en vida; una libertad que también nos permitiráescoger nuestra muerte y por lo tanto, nuestro nacimiento. Para aquel que se ha preparado y hapracticado espiritualmente, la muerte no llega como una derrota, sino como una victoria quecorona el momento más glorioso de toda la vida”. “Es muy triste que la mayoría de nosotros empecemos a apreciar la vida cuando estamos a puntode morir. Muchas veces pienso en las palabras del gran maestro budista Padmasambhava:Quienes creen que disponen de mucho tiempo sólo se preparan en el momento de la muerte.Entonces los desgarra el arrepentimiento. Pero ¿no es ya demasiado tarde?. ¿Existe noción más escalofriante sobre el mundo moderno de que la mayoría de la gente mueresin estar preparada para la muerte, de la misma forma que ha vivido, es decir, sin estar preparadopara la vida?”“Nuestros miedos no detienen a la muerte, sino al amor y a la vida. El miedo con todo supoder, no puede vencer ni detener a la muerte, pero sí puede detener al flujo de la vida que nosconduce a la paz interior”. La muerte nunca le llega a un hombre sabio por sorpresa. El siempre está preparado para irse. -John de la Fountaine- 20
  21. 21. 6.- ConclusiónDespués de explorar y descubrir el origen de las conductas de apegos y en qué consiste la prácticadel desapego, reconozco por mi experiencia personal que es fundamental que estemos vigilantes,observemos al miedo al vacío, que nos hace vivir los apegos desde nuestro patrón ocondicionamiento y respiremos… respiremos la libertad que cada día se nos ofrece como viajerosque somos en nuestra travesía cósmica y ¡entreguémonos a la incertidumbre como la danza sagradade nuestra existencia!Detallo unos decretos para poner en práctica todos días y con todo mi cariño os animo que los hagáisrealidad: 1. Hoy me comprometeré con el desapego. Me permitiré y les permitiré a los que me rodean la libertad de ser como somos. No impondré tercamente mi opinión de cómo deben ser las cosas. No forzaré las soluciones de los problemas, y, por tanto, no crearé con eso otros nuevos. Participaré en todo con absoluto desprendimiento. 2. Hoy convertiré a la incertidumbre en un elemento esencial de mi experiencia. Y gracias a esa disponibilidad para aceptar la incertidumbre, las soluciones surgirán espontáneamente de los problemas, de la confusión, del desorden y del caos. Cuanto más inciertas parezcan las cosas, más seguro me sentiré porque la incertidumbre es el camino hacia la libertad. Por medio de la sabiduría de la incertidumbre, encontraré mi seguridad. 3. Penetraré en el campo de todas las posibilidades y esperaré la emoción que tiene lugar cuando me mantengo abierto a una infinidad de alternativas. Cuando entre en el campo de todas las posibilidades, experimentaré todo el regocijo, la aventura, la magia y el misterio de la vida. Siddharta Gautama, dijo una vez: Esta existencia nuestra es tan transitoria como las nubes del otoño. Observar el nacimiento y la muerte de los seres es como mirar los movimientos de una danza. Una vida es como un relámpago en el cielo, que se desliza veloz como un torrente por la pendiente de una montaña. Este es un momento precioso, pero transitorio. Es un pequeño paréntesis en la eternidad. 21
  22. 22. 7.- Bibliografía • Ainsworth, M.D.S. (1991). Attachments and other affectional bands accross the life cycle. London: Routledge. • Bowlby, j.(1998). El apego y la pérdida 1: El apego. Barcelona: Paidós • Bowlby, j. (1998). El apego y la pérdida 2: La separación. Barcelona: Paidós • Deepack Chopra (1994). Las 7 Leyes espirituales del éxito. Editorial Edad. • Ken Wilber (1991). Gracia y Coraje. Gaia Ediciones. • Anthony de Mello (1998). El canto del pájaro. Editorial Sal Térrea. • Jaramillo, Jaime (2007). Te amo… pero soy feliz sin ti. Ediciones Versalles. • Martín, Consuelo.(1997). (Ed.) Bhagavad Gita. Con los comentarios Advaita de Sankara. Madrid:Trotta. • Martín, Consuelo.( (2001). (Ed.) Upanisad. Con los comentarios Advaita de Sankara. Madrid: Trotta.. • Yogananda, Paramahansa (2004). The Second Coming of Christ. Los Angeles: Self– Realization Fellowship. • Sogyal Rimpoché, Libro Tibetano de la Vida y La Muerte. Patrick Gaffney y Andrew Harvey. • Satnislav Grof (2005). El viaje Definitivo. Ediciones Liebre de Marzo. • Philip Kapleau (1989). “The Zen living & dying”. Shambhala Editions 22

×