0
La vasija quebrada
Un cargador de agua tenía dos grandes vasijas, las cuales llevaba colgadas a cada extremo  de un pedazo de madera que llev...
Una de las vasijas estaba quebrada,  la otra estaba perfecta.  Mientras la vasija perfecta  siempre llegaba  llena de agua...
Esta situación continuó por espacio de dos años. El cargador de agua llegaba siempre con una vasija llena  y la otra medio...
Entonces la vasija quebrada  le dijo al cargador de agua:  "Estoy avergonzada de mí misma  y quiero disculparme conti...
El cargador de agua  se sintió apenado por la vasija quebrada,  y le dijo:  "Cuando regresemos hoy  a la casa de mi j...
El cargador de agua le dijo:  "observaste que había flores  sólo en tu lado del camino  y no en el lado de la otra va...
Cada uno de nosotros tiene sus propias debilidades.  Todos somos vasijas con alguna rajadura.  Pero en el plan de Dios nad...
DESDE LA FRAGILIDAD (Salmo 90) Señor, tú has sido un refugio para los seres humanos de generación en generación. Desde ant...
Enséñanos a vivir desde lo profundo, que lo verdaderamente importante llene nuestra cabeza y nuestro corazón Ilumínanos, S...
QUIEN DECIS QUE SOY YO Señor,  tú te has llamado “el que soy”. Y nos preguntas:  y vosotras, ¿quién decís que soy yo? Te q...
No querer contabilizar si nuestros esfuerzos han resbalado estériles sobre la piel cerrada  hasta el polvo del camino,  o ...
Upcoming SlideShare
Loading in...5
×

La Vasija Quebrada

2,111

Published on

cuento la vasija quebrada

Published in: Education
0 Comments
2 Likes
Statistics
Notes
  • Be the first to comment

No Downloads
Views
Total Views
2,111
On Slideshare
0
From Embeds
0
Number of Embeds
1
Actions
Shares
0
Downloads
30
Comments
0
Likes
2
Embeds 0
No embeds

No notes for slide

Transcript of "La Vasija Quebrada"

  1. 1. La vasija quebrada
  2. 2. Un cargador de agua tenía dos grandes vasijas, las cuales llevaba colgadas a cada extremo de un pedazo de madera que llevaba al cuello
  3. 3. Una de las vasijas estaba quebrada, la otra estaba perfecta. Mientras la vasija perfecta siempre llegaba llena de agua a su destino al final de una larga caminata, la vasija quebrada llegaba sólo a medio llenar por el agua que iba perdiendo en el camino.
  4. 4. Esta situación continuó por espacio de dos años. El cargador de agua llegaba siempre con una vasija llena y la otra medio llena a casa de su jefe Claro está que la vasija perfecta estaba orgullosa de sus logros , mientras que la pobre vasija quebrada estaba avergonzada por su imperfección que sólo le permitía lograr la mitad de lo que se suponía que hiciera.
  5. 5. Entonces la vasija quebrada le dijo al cargador de agua: "Estoy avergonzada de mí misma y quiero disculparme contigo". "Por qué?" le preguntó el cargador de agua. "En los pasados dos años sólo he podido llegar con la mitad de mi carga porque esta rajadura en uno de mis costados causa que el agua se cuele por ella. Por mi defecto, tú  tienes que trabajar de más".
  6. 6. El cargador de agua se sintió apenado por la vasija quebrada, y le dijo: "Cuando regresemos hoy a la casa de mi jefe, quiero que observes las bellas flores que hay en el camino". Entonces, a medida que iban subiendo la ladera, la vasija quebrada notó las bellas flores que había en su camino y esto la alegró un poco. Pero al final volvió a sentirse mal por el agua que se había filtrado por su rajadura, y de nuevo se disculpó con el cargador de agua.
  7. 7. El cargador de agua le dijo: "observaste que había flores sólo en tu lado del camino y no en el lado de la otra vasija? Eso es porque yo noté tu desperfecto y me aproveché del mismo. Planté unas semillas de flores en tu lado del camino y todos los días mientras caminaba hacia la casa, tú has estado regando las semillas. Por dos años he podido recoger estas hermosas flores para decorar la mesa de nuestra casa. Si tú  no hubieses sido como eres, no nos hubiésemos deleitado con esta belleza."
  8. 8. Cada uno de nosotros tiene sus propias debilidades. Todos somos vasijas con alguna rajadura. Pero en el plan de Dios nada es desechable. Cuando Dios te llame a realizar las tareas para las que te ha designado, no tengas miedo de tus imperfecciones. Lo que tú  llamas imperfecciones puede ser una bendición de Dios para ayudar a otros en su paso por la vida
  9. 9. DESDE LA FRAGILIDAD (Salmo 90) Señor, tú has sido un refugio para los seres humanos de generación en generación. Desde antes de que surgiesen los montes, antes de que naciesen tierra y cielo tú estabas ahí, Señor Nuestra vida pasa rápido Mi años ante tus ojos son un ayer que pasó, un suspiro en la noche. Tú ves nuestros secretos, tú desnudas nuestras pequeñeces Vivimos vidas largas, y en ellas hay mucho de vacío y vanidad, hay tantas cosas que se desvanecen y pasan rápido.
  10. 10. Enséñanos a vivir desde lo profundo, que lo verdaderamente importante llene nuestra cabeza y nuestro corazón Ilumínanos, Señor, enseña a tus hijos. Sácianos con tu amor cada día y entonces gozaremos y cantaremos de por vida. Llénanos de sentido si alguna vez nos ha faltado, danos paz cuando la hayamos perdido. Que sepamos descubrir tu acción y tu esplendor. Haz que de nuestra vida surjan obras dignas. Señor, tú has sido un refugio para los seres humanos de generación en generación.
  11. 11. QUIEN DECIS QUE SOY YO Señor, tú te has llamado “el que soy”. Y nos preguntas: y vosotras, ¿quién decís que soy yo? Te queremos reconocer como el ser auténtico, leal a ti mismo y fiel a la palabra que das. Queremos ofrecerte nuestro esfuerzo de ser cada día más auténticas, de “vivir en verdad”. Más responsables de la vida que tenemos en nuestras manos y de los proyectos que tu corazón tiene sobre cada una de nosotras. Enséñanos a ser nosotras mismas, fieles a nuestros proyectos de persona y dignas portadoras del mensaje de tu amor. Señor, que a pesar de todas las dificultades que podamos encontrar en nuestro camino, seamos testigos de tu amor y de tu palabra.
  12. 12. No querer contabilizar si nuestros esfuerzos han resbalado estériles sobre la piel cerrada hasta el polvo del camino, o si han calado fértiles hasta el secreto donde germina la vida. Perder la vida como el que apuesta un jornal con su cansancio o la fortuna heredada. Gira la ruleta, trucada por los amos que controlan el casino y deciden que nuestro número no cabe en este tablero (B. Gzlez. Buelta ) PERDER LA VIDA Perder la vida, liberar una existencia, cultivar una amistad, sanar una esperanza. Después ya pueden desaparecer disfrutando su estreno por caminos inéditos, sin dejar su dirección. Perder la vida derramando los días sobre frentes sin etiqueta de sinagoga o de partido, sobre buenos y malos, como la lluvia y el sol que regala el Padre de todos.
  1. A particular slide catching your eye?

    Clipping is a handy way to collect important slides you want to go back to later.

×