Ciencia y sociedad los problemas de la comunicación
Upcoming SlideShare
Loading in...5
×

Like this? Share it with your network

Share

Ciencia y sociedad los problemas de la comunicación

  • 176 views
Uploaded on

 

  • Full Name Full Name Comment goes here.
    Are you sure you want to
    Your message goes here
    Be the first to comment
    Be the first to like this
No Downloads

Views

Total Views
176
On Slideshare
176
From Embeds
0
Number of Embeds
0

Actions

Shares
Downloads
1
Comments
0
Likes
0

Embeds 0

No embeds

Report content

Flagged as inappropriate Flag as inappropriate
Flag as inappropriate

Select your reason for flagging this presentation as inappropriate.

Cancel
    No notes for slide

Transcript

  • 1. Ciencia y Sociedad: los problemas de la comunicación Sismología en Costa Rica Walter Farah Calderón walterfarah@yahoo.com 18/3/2013Los años en que los científicos eran enviados a la hoguera quedaron atrás pero un nuevoinstrumento, el de los pronunciamientos de funcionarios municipales, ocupa su lugar. Ocurre enCosta Rica, con la investigación genética, donde un grupo de municipios han prohibido lainvestigación transgénica de productos agrícolas y con la investigación sismológica, ultimátumincluido, a propósito del terremoto de Nicoya, el pasado 5 de setiembre de 2012.Una Brecha Sísmica, teóricamente, es un segmento activo de placas tectónicas, sin liberación porvarios años de grandes cantidades de energía, por lo que es considerado como posible sitio para laocurrencia de terremotos de gran magnitud. En la Península de Nicoya, los registros muestran unciclo de sismos de gran magnitud, una actividad sismológicamente baja durante los períodosantisísmicos y evidencias que indican su rápido desplazamiento, suficiente para ser consideradacomo lo que hoy se conoce como la Brecha Sísmica de Nicoya.Era de esperar, de acuerdo a la definición, los datos acumulados y al ciclo de recurrencia, ocurrieraun terremoto de gran magnitud, superior a 7 grados, desde finales del siglo pasado. El terremotodel 5 de setiembre de 2012 fue de 7.6., afectando el modelo de análisis de esta zona sísmica, almenos aumentando el período de recurrencia de los grandes sismos pero mostrando que, enefecto, la Península de Nicoya debe ser considerada como una brecha sísmica.El acierto científico del grupo de investigadores del Observatorio Vulcanológico y Sismológico deCosta Rica, en la Universidad Nacional (OVSICORI/UNA), así como del resto de los científicosnacionales e internacionales involucrados en su estudio, una de las zonas mejor estudiadas en estepaís, radica en haber recolectado información suficiente para identificar y definir previamente unazona específica como brecha sísmica, tener un evento de características similares al previsto ycontar con la posibilidad de recolectar datos en tiempo real, antes, durante y después de él.Una de las dificultades para reconocer la importancia de esa labor es que su objeto de estudioremite a la geología, la tectónica y la sismología, donde los períodos de tiempo son tan largos quepuede ocurrir que solo los propios especialistas comprendan la importancia de sus hallazgos. Elaporte de Protti y compañeros quedará registrado en los estudios de la sismología que, de apoquitos, nos acercan a su santo grial, tan lejos aún: predecir la ocurrencia de un terremoto.En cualquier caso, el Terremoto de Nicoya solo liberó un porcentaje de toda la energíaalmacenada esperada, por lo que un evento de gran magnitud previsto en el actual ciclo sísmico,de acuerdo al modelo utilizado, seguirá siendo una posibilidad.La reacción de las autoridades locales fue inesperada, a lo mejor por sus propias falsasexpectativas. Desde que unos años antes del 5 de setiembre los investigadores habían divulgadolos resultados de sus investigaciones de aquella zona como sísmica y en particular de la posibilidadde un terremoto de gran magnitud, dado que estaríamos en el límite estimado de los períodos derecurrencia, aproximadamente uno cada 50 años, se fue extendiendo, alimentado por la noticia 1
  • 2. diaria, un sentimiento de inevitabilidad expresado en el “se viene, en cualquier momento”. En elimaginario popular, el terremoto del 5 de setiembre cumplió aquella expectativa, por lo que,supusieron, el peligro había desaparecido y nuevamente la zona, turística, podría promoverse yasin peligro sísmico alguno.Así, cuando el Dr. Protti anunció que de los resultados obtenidos no podría descartarse un nuevoterremoto de gran magnitud, un empresario de la zona acudió a su Gobierno Local, laMunicipalidad de Nicoya, que aprobó, el 7 de enero de 2013, un acuerdo mediante el cual secensura puesto que, se supone, atentaría contra la tranquilidad y desarrollo de la zona.No son innecesarias sino incorrectas, las preocupaciones que tienen las autoridades de aquellazona. Como consecuencia, el Acuerdo Municipal navega en la ilusión. De no ser así, sabrían queapoyar un voto de censura al Dr. Protti es una actitud injusta y de mal gusto. Que demandar a lasismología “aciertos” y “precisiones” es casi imposible. Que exigir “proporcionalidad para brindarcriterios acertados” es incomprensible para la ciencia. Que darle un plazo de 45 días a cualquierpersona para que responda, sin precisar a qué, peor aún, a un sismólogo, es inútil y que solicitar alOvsicori “desvincular de los estudios científicos sobre movimientos sísmicos del Cantón de Nicoyaal señor Protti”, es decir, desvincularse de quien más puede ayudarlos, es una cura peor que lasupuesta enfermedad.En el medio de todo el asunto, la cuestión de fondo, es decir, los problemas de comunicaciónentre los científicos y el resto de la sociedad, la responsabilidad de los primeros para entender deellos y el creciente papel de los medios de comunicación en esa mediación. 2