1
PINTURA DEL TRECENTO: FLORENCIA Y SIENA.
En Italia la pintura del siglo XIII es tan importante como la escultura. En la
...
2
Importante es también Duccio, inspirador de Simone Martín y de los hermanos
Lorenzetti, entre otros. Es autor de la Ruce...
3
de Padua. Aquí podemos dar títulos de algunos frescos como Joaquín
expulsado del templo, El Nacimiento de la Virgen, La ...
4
porque sobre el fondo dorado entre el ángel y la Virgen , se modela el espacio y
parece que se siente el pavimento de pi...
Upcoming SlideShare
Loading in …5
×

Pintura del trecento

309 views
233 views

Published on

0 Comments
0 Likes
Statistics
Notes
  • Be the first to comment

  • Be the first to like this

No Downloads
Views
Total views
309
On SlideShare
0
From Embeds
0
Number of Embeds
59
Actions
Shares
0
Downloads
5
Comments
0
Likes
0
Embeds 0
No embeds

No notes for slide

Pintura del trecento

  1. 1. 1 PINTURA DEL TRECENTO: FLORENCIA Y SIENA. En Italia la pintura del siglo XIII es tan importante como la escultura. En la segunda mitad del siglo todavía hay un aire conservador en obras como la cripta de la catedral de Agnani. Mientras que en el resto de Europa la pintura al fresco va perdiendo importancia, en Italia se mantiene. Es muy importante el culto a la Virgen, que hará que crezca la colección de iconos de la Virgen en Majestad. Igualmente la importancia de San Francisco de Asís da lugar a toda una serie de obras que glosan su vida. Pietro Cavallini se formó con los artistas romanos de mosaicos, y una de sus obras son las pinturas de la iglesia de Santa Cecilia en el Trastévere, donde sigue la estructura del arte bizantino, aunque presta en sus obras una especial atención al volumen, adquiriendo protagonismo el contorno y la luz. Se especializa en la creación de crucifijos pintados. En su madurez son importantes las obras realizadas en la catedral de Nápoles. Domina el modelado de las figuras, monumentales y solemnes, creando sobre todo unas cabezas con mucha plasticidad. Pero el primero de los grandes pintores de la escuela de Florencia es Cimabue, de quien se dice que fue el maestro de Giotto. Se le ven influencias de Cavallini, y de la única pieza que hay documentos de que es obra suya sería una representación de San Juan que forma parte de un mosaico en el ábside de la catedral de Pisa. De todos modos se le han atribuido obras como la Virgen de San Francisco y la Trinidad de los Uffizi en Florencia.
  2. 2. 2 Importante es también Duccio, inspirador de Simone Martín y de los hermanos Lorenzetti, entre otros. Es autor de la Rucellai Madonna, una de sus obras maestras, y que significa una evolución en la narración a través de la pintura. Giotto tiene una mentalidad que enlaza con los mercaderes y comerciantes florentinos, es una artista muy racional y que sabe labrarse una buena fortuna. Se inspira en el pasado, tanto neoclásico como bizantino, y siempre fija a sus obras un marco arquitectónico. Conoce el cuerpo humano y juega con el escorzo. En la Madonna y el Niño modela las figuras de modo que parecen esculturas. Sus tipos faciales recuerdan, de hecho, a la escultura gótica. Es capaz de reproducir las tres dimensiones. Destaca sobre todo en los frescos, y una de sus obras más importantes es la realizada en la llamada Capilla de los Scrovegni
  3. 3. 3 de Padua. Aquí podemos dar títulos de algunos frescos como Joaquín expulsado del templo, El Nacimiento de la Virgen, La Resurrección de Lázaro o La Lamentación, donde la explosión de color gradúa la importancia de los personajes. La técnica de Giotto es sosegada y consigue el efecto deseado a través de la agrupación de figuras o mediante el color o forma de colocar los pliegues de los ropajes. Juega además con la arquitectura y los escorzos. Simone de Martín es el más refinado de todos los pintores de la época. Una de sus obras más importantes es una Maiesta para el palacio de Siena y realiza también el retrato del Condottiero. Pero sobre todo destacan los frescos de la capilla de San Martín. En el sueño de San Martín destacan los elementos arquitectónicos y los detalles textiles de la colcha, tejida a la manera sienesa. El retablo de la Anunciación muestra los ideales mezclados del arte gótico y de la escuela de Siena, y además muestra que ha asimilado las enseñanzas de Giotto,
  4. 4. 4 porque sobre el fondo dorado entre el ángel y la Virgen , se modela el espacio y parece que se siente el pavimento de piedra. Los hermanos Lorenzetti son los iniciadores de la pintura social, puesto que la mayoría de sus obras no son de carácter religioso. Los dos están vinculados a la escuela de Siena y el más importante es Ambroggio, conocido por las composiciones que realiza para el palacio de Siena por encargo del comune. Una de ellas es la Alegoría del Buen Gobierno, mostrando la ciudad y sus alrededores, con el ir y venir de comerciantes y agricultores. En la Alegoría del Mal Gobierno la pintura se vuelve más plana y poco colorista, pretendiendo transmitir la idea de tristeza, guerra y males en general que genera un mal gobierno. Otra de sus obras más realistas y una de las pocas religiosas es la Virgen de la Leche.

×