Your SlideShare is downloading. ×
Antología hernandiana para el recital poético-musical
Upcoming SlideShare
Loading in...5
×

Thanks for flagging this SlideShare!

Oops! An error has occurred.

×
Saving this for later? Get the SlideShare app to save on your phone or tablet. Read anywhere, anytime – even offline.
Text the download link to your phone
Standard text messaging rates apply

Antología hernandiana para el recital poético-musical

888
views

Published on

Antología definitiva para el "Recital poético-musical: Miguel Hernández", celebrado en el I.E.S. "Gran Capitán", de Córdoba, el 28 de abril de 2011.

Antología definitiva para el "Recital poético-musical: Miguel Hernández", celebrado en el I.E.S. "Gran Capitán", de Córdoba, el 28 de abril de 2011.

Published in: Education, Spiritual, Travel

0 Comments
0 Likes
Statistics
Notes
  • Be the first to comment

  • Be the first to like this

No Downloads
Views
Total Views
888
On Slideshare
0
From Embeds
0
Number of Embeds
1
Actions
Shares
0
Downloads
2
Comments
0
Likes
0
Embeds 0
No embeds

Report content
Flagged as inappropriate Flag as inappropriate
Flag as inappropriate

Select your reason for flagging this presentation as inappropriate.

Cancel
No notes for slide

Transcript

  • 1. ANTOLOGÍAPARA EL “RECITAL POÉTICO- MUSICAL: MIGUEL HERNÁNDEZ” (PREPARADA POR CARMEN JURADO GÓMEZ. JUEVES, 28 DE ABRIL DE 2011)
  • 2. BLOQUE I: INTRODUCCIÓN (“Verde esperanza”) Nº 1 De PRIMEROS POEMAS (1930) /MIGUEL OSUNA/Estoy perdidamente enamoradode una mujer tan bella como ingrata; Con voz trémula le dije mi cariño;mi corazón otra pasión no acata y sarcástica y cruel exclamó: “¡Niño,y mis ojos su imagen han plasmado. conoces el amor sólo de nombre!”Si escudriño en mi pecho, triste creo Y desde entonces sufro lo indecible…que otra hermosa me diera sólo enojos ¿Por qué, amada mujer, crees imposibley si sereno miro, ante mis ojos en un cuerpo de niño un alma de hombre?su figura gentil tan sólo veo. PERITO EN LUNAS (1933) Nº 2 “Palmera” (Octava V) /ANTONIO CÁRDENAS/Anda, columna, ten un desenlace Resuelta en claustro, viento esbelto pace,de surtidor. Principia por espuela. oasis de beldad a toda velaPon a la luna un tirabuzón. Hace con gargantillas de oro en la garganta:el camello más alto de canela. fundada en ti se iza la sierpe, y canta. IMAGEN DE TU HUELLA (1934) Nº 3 (Soneto II) /RAPEAN KIKO Y ADRI, 4º B/Mis ojos, sin tus ojos, no son ojos,que son dos hormigueros solitarios, No sé qué es de mi oreja sin tu acento,y son mis manos sin las tuyas varios ni hacia qué polo yerro sin tu estrella,intratables espinos a manojos. y mi voz sin tu trato se afemina.No me encuentro los labios sin tus rojos, Los olores persigo de tu vientoque me llenan de dulces campanarios, y la olvidada imagen de tu huella,sin ti mis pensamientos son calvarios que en ti principia, amor, y en mí termina.criando nardos y agostando hinojos. 2
  • 3. BLOQUE II: AMORES (“Rojo pasión”) EL RAYO QUE NO CESA (1934-5) Nº 4 (Soneto 2) /MATÍAS/ ¿No cesará este rayo que me habita el corazón de exasperadas fieras Este rayo ni cesa ni se agota: y de fraguas coléricas y herreras de mí mismo tomó su procedencia donde el metal más fresco se marchita? y ejercita en mí mismo sus furores. ¿No cesará esta terca estalactita Esta obstinada piedra de mí brota de cultivar sus duras cabelleras y sobre mí dirige la insistencia como espadas y rígidas hogueras de sus lluviosos rayos destructores. hacia mi corazón que muge y grita? Nº 5 (Soneto 23) /ANTONIO Y ALEJANDRO, 1º B/ Como el toro he nacido para el luto y el dolor, como el toro estoy marcado Como el toro me crezco en el castigo, por un hierro infernal en el costado la lengua en corazón tengo bañada y por varón en la ingle con un fruto. y llevo al cuello un vendaval sonoro. Como el toro la encuentra diminuto Como el toro te sigo y te persigo, todo mi corazón desmesurado, y dejas mi deseo en una espada, y del rostro del beso enamorado, como el toro burlado, como el toro. como el toro a tu amor se lo disputo. Nº 6 “ELEGÍA A RAMÓN SIJÉ” (Poema 29) /BENITO/ (En Orihuela, su pueblo y el mío, se me ha muerto como el rayo Ramón Sijé, con quien tanto quería)Yo quiero ser llorando el hortelano daré tu corazón por alimento.de la tierra que ocupas y estercolas, Tanto dolor se agrupa en mi costado,compañero del alma, tan temprano. que por doler me duele hasta el aliento.Alimentando lluvias, caracolas Un manotazo duro, un golpe helado,y órganos mi dolor sin instrumento, un hachazo invisible y homicida,a las desalentadas amapolas un empujón brutal te ha derribado. 3
  • 4. No hay extensión más grande que mi herida, Quiero minar la tierra hasta encontrartelloro mi desventura y sus conjuntos y besarte la noble calaveray siento más tu muerte que mi vida. y desamordazarte y regresarte. Volverás a mi huerto y a mi higuera:Ando sobre rastrojos de difuntos, por los altos andamios de las floresy sin calor de nadie y sin consuelo pajareará tu alma colmeneravoy de mi corazón a mis asuntos. de angelicales ceras y labores. Volverás al arrullo de las rejas de los enamorados labradores.Temprano levantó la muerte el vuelo,temprano madrugó la madrugada, Alegrarás la sombra de mis cejas,temprano estás rodando por el suelo. y tu sangre se irán a cada lado, disputando tu novia y las abejas.No perdono a la muerte enamorada,no perdono a la vida desatenta, Tu corazón, ya terciopelo ajado,no perdono a la tierra ni a la nada. llama a un campo de almendras espumosas mi avariciosa voz de enamorado.En mis manos levanto una tormentade piedras, rayos y hachas estridentes A las aladas almas de las rosassedienta de catástrofes y hambrienta. del almendro de nata te requiero, que tenemos que hablar de muchas cosas,Quiero escarbar la tierra con los dientes, compañero del alma, compañero.quiero apartar la tierra parte a partea dentelladas secas y calientes. 4
  • 5. BLOQUE III: LUCHA (“Morado bélico”) VIENTO DEL PUEBLO (1936-7) Nº 7 “EL NIÑO YUNTERO” (Poema 4) /JUAN RIVERA/Carne de yugo, ha nacido con una ambición de muertemás humillado que bello, despedaza un pan reñido.con el cuello perseguidopor el yugo para el cuello. Cada nuevo día es más raíz, menos criatura,Nace, como la herramienta, que escucha bajo sus piesa los golpes destinado, la voz de la sepultura.de una tierra descontentay un insatisfecho arado. Y como raíz se hunde en la tierra lentamenteEntre estiércol puro y vivo para que la tierra inundede vacas, trae a la vida de paz y panes su frente.un alma color de olivovieja ya y encallecida. Me duele este niño hambriento como una grandiosa espina,Empieza a vivir, y empieza y su vivir cenicientoa morir de punta a punta revuelve mi alma de encina.levantando la cortezade su madre con la yunta. Lo veo arar los rastrojos, y devorar un mendrugo,Empieza a sentir, y siente y declarar con los ojosla vida como una guerra, que por qué es carne de yugo.y a dar fatigosamenteen los huesos de la tierra. Me da su arado en el pecho, y su vida en la garganta,Contar sus años no sabe, y sufro viendo el barbechoy ya sabe que el sudor tan grande bajo su planta.es una corona gravede sal para el labrador. ¿Quién salvará este chiquillo menor que un grano de avena?Trabaja, y mientras trabaja ¿De dónde saldrá el martillomasculinamente serio, verdugo de esta cadena?se unge de lluvia y se alhajade carne de cementerio. Que salga del corazón de los hombres jornaleros,A fuerza de golpes, fuerte, que antes de ser hombres sony a fuerza de sol, bruñido, y han sido niños yunteros. Nº 8 “ROSARIO, DINAMITERA” (Poema10) /MARI PAZ AYÚCAR/ 5
  • 6. Rosario, dinamitera, Buitrago ha sido testigo sobre tu mano bonita de la condición de rayo celaba la dinamita de las hazañas que callo sus atributos de fiera. y de la mano que digo. Nadie al mirarla creyera ¡Bien conoció el enemigo que había en su corazón la mano de esta doncella, una desesperación, que hoy no es mano porque de ella, de cristales, de metralla que ni un solo dedo agita, ansiosa de una batalla, se prendó la dinamita sedienta de una explosión. y la convirtió en estrella! Era tu mano derecha, Rosario, dinamitera, capaz de fundir leones, puedes ser varón y eres la flor de las municiones la nata de las mujeres, y el anhelo de la mecha. la espuma de la trinchera. Rosario, buena cosecha, Digna como una bandera alta como un campanario de triunfos y resplandores, sembrabas al adversario dinamiteros pastores, de dinamita furiosa vedla agitando su aliento y era tu mano una rosa y dad las bombas al viento enfurecida, Rosario. del alma de los traidores. Nº 9 “CANCIÓN DEL ESPOSO SOLDADO” (Poema 21) /MARGARITA Y CARMEN/He poblado tu vientre de amor y sementera, te acercas hacia mí como una boca inmensahe prolongado el eco de sangre a que respondo de hambrienta dentadura.y espero sobre el surco como el arado espera:he llegado hasta el fondo. Escríbeme a la lucha, siénteme en la trinchera: aquí con el fusil tu nombre evoco y fijo,Morena de altas torres, alta luz y ojos altos, y defiendo tu vientre de pobre que me espera,esposa de mi piel, gran trago de mi vida, y defiendo tu hijo.tus pechos locos crecen hacia mí dando saltosde cierva concebida. Nacerá nuestro hijo con el puño cerrado, envuelto en un clamor de victoria y guitarras,Ya me parece que eres un cristal delicado, y dejaré a tu puerta mi vida de soldadotemo que te rompas al más leve tropiezo, sin colmillos ni garras.y a reforzar tus venas con mi piel de soldadofuera como el cerezo. Es preciso matar para seguir viviendo. Un día iré a la sombra de tu pelo lejano,Espejo de mi carne, sustento de mis alas, y dormiré en la sábana de almidón y de estruendote doy vida en la muerte que me dan y no tomo. cosida por tu mano.Mujer, mujer, te quiero cercado por las balas,ansiado por el plomo. Tus piernas implacables al parto van derecho, y tu implacable boca de labios indomables,Sobre los ataúdes feroces en acecho, y ante mi soledad de explosiones y brechassobre los mismos muertos sin remedio y sin fosa recorres un camino de besos implacables.te quiero, y te quisiera besar con todo el pechohasta en el polvo, esposa. Para el hijo será la paz que estoy forjando.Cuando junto a los campos de combate te piensa Y al fin en un océano de irremediables huesosmi frente que no enfría ni aplaca tu figura, tu corazón y el mío naufragarán, quedando una mujer y un hombre gastados por los besos. 6
  • 7. BLOQUE IV: MADUREZ (“Dorado madurez”) CANCIONERO Y ROMANCERO DE AUSENCIAS (1938-41) Nº 10 (Poema 76) /VÍDEO DE RAFA E ISA, 2º B/Vino. Dejó las armas, silencios, besos, penas.las garras, la maleza. Memorias de la fiera.La suavidad que sube,la suavidad que reina Pero al venir el albasobre la voz, el paso, se abalanzó sobre ellasobre la piel, la pierna, y recobró las armas,arrebató su cuerpo las garras, la maleza.y estremeció sus cuerdas. Salió. Se fue dejandoSe consumó la fiera. locas de amor las puertas. Se reanimó la fiera.La noche sobrehumana Y espera desde entoncesla sangre ungió de estrellas, hasta que el hombre vuelva.relámpagos, caricias, Nº11 (Poema 25) /GONZALO, 2º B/Llegó con tres heridas: la del amor,la del amor, la de la muerte.la de la muerte,la de la vida. Con tres heridas yo: la de la vida,Con tres heridas viene: la de la muerte,la de la vida, la del amor. Nº 12 (Poema 29) /AROA, 2º B/Ausencia en todo veo: Ausencia en todo toco:tus ojos la reflejan. tu cuerpo se despuebla.Ausencia en todo escucho: Ausencia en todo pruebotu voz a tiempo suena. tu boca me destierra.Ausencia en todo aspiro:tu aliento huele a hierba. Ausencia en todo siento: ausencia, ausencia, ausencia. Nº 13 (Poema 30) /REBECA, 2º B/ 7
  • 8. ¿De qué adoleció ¿De qué murióla mujer aquella? la mujer aquélla? Del mal peor:Del mal peor: del mal de las ausencias.del mal de las ausencias.Y el hombre aquél. Y el hombre aquél. Nº 14 (Poema 59) /ALEX LUCENA, 2º B/Tristes guerras Tristes. Tristes.si no es amor la empresa.Tristes. Tristes. Tristes hombres si no mueren de amores.Tristes armas Tristes. Tristes.si no son las palabras. Nº 15 (Poema 63) /NOELIA, 2º B/Menos tu vientre, Menos tu vientre,todo es confuso. todo inseguro,Menos tu vientre, todo postrero,todo es futuro, polvo sin mundo.fugaz, pasado Menos tu vientrebaldío, turbio. todo es oscuro.Menos tu vientre, Menos tu vientretodo es oculto. claro y profundo. 8
  • 9. BLOQUE V: RÉQUIEM (“Azul trascendencia”) POEMAS ÚLTIMOS (1939-41?) Nº 16 “SONREÍR CON LA ALEGRE TRISTEZA DEL OLIVO” /VÍDEO DE ADRI, Mª JESÚS Y MARI CARMEN, 2º B/ Sonreír con la alegre tristeza del olivo. Una sonrisa se alza sobre el abismo: crece Esperar. No cansarse de esperar la alegría. como un abismo trémulo, pero valiente en alas. Sonriamos. Doremos la luz de cada día Una sonrisa eleva calientemente el vuelo. en esta alegre y triste vanidad del ser vivo. Me siento cada día más libre y más cautivo Diurna, firme, arriba, no baja, no anochece. en toda esta sonrisa tan clara y tan sombría. Todo lo desafías, amor: todo lo escalas. Cruzan las tempestades sobre tu boca fría Con sonrisa te fuiste de la tierra y del cielo. como sobre la mía que aún es un soplo estivo. Nº 17 “YO NO QUIERO MÁS LUZ QUE TU CUERPO ANTE EL MÍO” /Mª SANJUÁN, LOLA CORTÉS Y LOLA PÉREZ/Yo no quiero más luz que tu cuerpo ante el mío:claridad absoluta, transparencia redonda.Limpidez cuya extraña, como el fondo del río, Claridad sin posible declinar. Suma esenciacon el tiempo se afirma, con la sangre se ahonda. del fulgor que ni cede ni abandona la cumbre. Juventud. Limpidez. Claridad. Transparencia¿Qué lucientes materias duraderas te han hecho, acercando los astros más lejanos de lumbre.corazón de alborada, carnación matutina?Yo no quiero más día que el que exhala tu pecho. Claro cuerpo moreno de calor fecundante.Tu sangre es la mañana que jamás se termina. Hierba negra el origen; hierba negra las sienes. Trago negro los ojos, la mirada distante.No hay más luz que tu cuerpo, no hay más sol: todo ocaso. Día azul. Noche clara. Sombra clara que vienes.Yo no veo las cosas a otra luz que tu frente.La otra luz es fantasma, nada más, de tu paso. Yo no quiero más luz que tu sombra doradaTu insondable mirada nunca gira al poniente. donde brotan anillos de una hierba sombría. En mi sangre, fielmente por tu cuerpo abrasada, para siempre es de noche: para siempre es de día. 9
  • 10. ANTOLOGÍA POÉTICA PARA EL “RECITAL POÉTICO-MUSICAL: MIGUEL HERNÁNDEZ” (Jueves, 28 de abril de 2011) Total: 17 POEMAS.- Primeros poemas (1930): 1 POEMA - Soneto “Estoy perdidamente enamorado”.- Perito en lunas (1933): 1POEMA - Octava V “Palmera”.- Imagen de tu huella (1934): 1POEMA - Soneto II “Mis ojos, sin tus ojos, no son ojos”.- El rayo que no cesa (1934-5): 3POEMAS - Soneto 2 “¿No cesará este rayo que me habita? - Soneto 23 “Como el toro he nacido para el luto” - Tercetos 29 “Elegía a Ramón Sijé”.- Viento del pueblo (1936-7): 3POEMAS - Cuarteta 4 “El niño yuntero” - Décima 10 “Rosario, dinamitera” - Serventesio 21 “Canción del esposo soldado”.- Cancionero y romancero de ausencias (1938-41): 6 POEMAS - Poema 25 “Llegó con tres heridas” - Poemas 29-30 “Ausencia en todo veo” / “¿De qué adoleció” - Poema 59 “Tristes guerras” - Romance 63 “Menos tu vientre” - Poema 76 “Vino. Dejó las armas” - Poema 79 “Nanas de la cebolla”.- Poemas últimos (1939-41?): 2POEMAS - Soneto “Sonreír con la alegre tristeza del olivo” - Serventesio “Yo no quiero más luz que tu cuerpo ante el mío”. 10

×