La filosofía presocrática

44,686 views
44,636 views

Published on

Explicación en clase de los presocráticos

Published in: Education
0 Comments
2 Likes
Statistics
Notes
  • Be the first to comment

No Downloads
Views
Total views
44,686
On SlideShare
0
From Embeds
0
Number of Embeds
2,961
Actions
Shares
0
Downloads
242
Comments
0
Likes
2
Embeds 0
No embeds

No notes for slide

La filosofía presocrática

  1. 1. LA FILOSOFÍA PRESOCRÁTICA <ul><li>El fenómeno más importante de la historia griega viene dada por los acontecimientos ocurridos en torno a las grandes colonizaciones de los siglos IX, VIII y VII y las consecuencias de las mismas. </li></ul><ul><li>Las colonizaciones siguen principalmente dos direcciones: </li></ul><ul><li>La asiática: es la denominada Grecia asiática (Mileto, Éfeso, Colofón, Clazomene); </li></ul><ul><li>La occidental: principalmente Sicilia y el Sur de Italia o Magna Grecia (Siracusa, Crotona, Elea, Metaponto, Tarento, Agrigento). </li></ul><ul><li>El fenómeno de las colonizaciones es de suma importancia por estar ligado al origen de la filosofía, que tiene un carácter, al menos durante el período presocrático, marcadamente colonial, y se caracteriza: </li></ul><ul><li>a) Por el hecho de que los colonos conservan y trasladan a las colonias los patrones culturales de la metrópoli (los mitos de Homero y Hesíodo, la mitología órfica, etc.) </li></ul><ul><li>b) Por la modificación de los patrones culturales metropolitanos merced a la influencia de culturas del cercano Oriente, que a su vez transmiten la influencia de culturas más lejanas. </li></ul><ul><li>c) Porque en las propias colonias se desarrolla un racionalismo peculiar materialista ligado al cálculo tecnológico, comercial y político, y, sobre todo, a la construcción geométrica. </li></ul>
  2. 2. Los Filósofos Milesios <ul><li>. Durante los siglos VIII al VI, Miletos se convirtió en una de las más poderosas ciudades marítimas del litoral asiático del mar Egeo, fundadora, no sólo de factorías, sino de nuevas colonias. Miletos es la patria de la filosofía y de la ciencia. La situación privilegiada de la poderosa ciudad dio lugar a una civilización universalista, en la que los patrones culturales de la metrópoli griega quedan modificados por la influencia de culturas más lejanas que transmiten los mitos y los saberes positivos de los hombres de entonces que proceden de Babilonia, de la lejana Iberia, de Escitia, de las factorías y colonias del Ponto Euxino y de Egipto. </li></ul><ul><li>La actividad de la denominada escuela de Miletos dura aproximadamente cien años (600-494 a.n.e.). Tales, Anaximandro, y Anaxímenes s on los pensadores tradicionalmente ligados a Miletos </li></ul>
  3. 3. Tales de Miletos <ul><li>Según la tradición, Tales fue el primer filósofo e investigador de la naturaleza. Nuestro conocimiento de él depende de dos textos de Aristóteles, aquí el que nos interesa es lo que cuenta de él en la &quot;METAFÍSICA&quot; (LIB a), donde dice: </li></ul><ul><li>&quot;...La mayoría de los primeros filósofos creyeron tan sólo principios a aquellos que se dan bajo forma de la materia; afirman que el elemento y principio primero de todas las cosas es aquel a partir del cual todas las cosas existen y llegan por primera vez al ser y en el que terminan por convertirse en su corrupción ...; porque tal naturaleza se conserva siempre ... Tales el iniciador de tal tipo de filosofía dice que ese elemento es el agua...tomando dicha suposición de la observación de que el alimento de todas las cosas es húmedo “ </li></ul><ul><li>Sabemos que la cita de Aristóteles es de oídas, es decir Aristóteles nunca leyó algún fragmento de Tales dónde se afirme que el &quot;Arjé&quot; de todas las cosas sea el agua. Sin embargo la tradición filosófica acepta como cierta la afirmación aristotélica, aunque ésta esté impregnada por el subjetivismo filosófico aristotélico en cuanto a la noción de &quot;principio&quot;. Parece ser, y es razonable concluir, que Aristóteles creyó que la mera afirmación de que el mundo se originaba de agua era justificación más que suficiente para afirmar que era el principio material o arjé con la implicación de que es un sustrato persistente. Es posible que Tales hiciera la inferencia completamente nueva de que el agua es el constitutivo continuo de todas las cosas. </li></ul>
  4. 4. La filosofía griega, nos dice Nietzsche, parece empezar con una proposición absurda, con la afirmación: “el agua es el origen y el fin de todas las cosas” . “ ¿Es que realmente debemos permanecer tranquilos y serios al oír semejante proposición? Sí, por tres razones: en primer lugar, porque la proposición dice algo del origen de las cosas, en segundo lugar, porque lo dice sin imágenes ni expresiones místicas, y, por último, en tercer lugar, porque en ella está contenido, si bien larvado, el pensamiento: ‘todo es uno’.” Esta valoración de Nietzsche se complementa con otra de Hegel en la que nos explica que “la simple tesis de Tales de Miletos es filosofía porque en ella no se toma el agua sensible en su particularidad frente a las demás cosas naturales, sino que se la concibe como un pensamiento en que todas las otras cosas naturales se contienen y se disuelven”. El pensamiento de Tales es difícil de interpretar correctamente por la escasez de testimonios y fragmentos. Algunos de estos testimonios, como los de Aristóteles, parecen suponer la existencia de un sistema filosófico en este autor. Frente a éstos podemos argumentar con Hegel que “entre la multitud de pensamientos suyos (de Tales) que se perdieron no debía figurar ninguno que pueda ser considerado como propiamente especulativo; y si su filosofía aparece como un sistema aún no desarrollado no es, precisamente, por falta de noticias, sino porque siendo la suya, en rigor, la primera filosofía, no puede ser todavía un verdadero sistema”. No vamos a intentar aquí dar la razón a una u otra de estas posturas, ni a detenernos en la discusión textual o de fuentes, ni en las razones para las diferentes interpretaciones que han dado unos y otros autores, sólo volveremos a recordar el modelo de explicación que inaugura Tales: una explicación natural, física, basada en un principio material único para todo lo real, que insiste en la unidad de todo lo existente.
  5. 5. ANAXIMANDRO Es el primer filósofo de quien tenemos testimonios concretos de hizo un intento comprensivo y detallado por explicar todos los aspectos del mundo de la experiencia humana. Al igual que Tales , buscó Anaximandro el elemento primordial y básico de todas las cosas; pero decidió que se elemento no podía ser ninguna clase particular de materia. Anaximandro llegó a concebir que el elemento primero, el sustrato original, era &quot;indeterminado&quot; o &quot;indefinido&quot;. Este elemento primigenio fue llamado por Anaximandro &quot;apeiron&quot;. &quot;Apeiron&quot; significa sin términos, sin límites, sin definición. Anaximandro supuso ciertamente que la materia original tenía una extensión espacial indefinida, aunque tal vez expresó su idea diciendo que esta materia circundaba todas las cosas. Para Anaximandro la materia original constitutiva del mundo era indefinida y no se parecía a ninguna clase de materia del mundo ya formado; &quot;apeiron&quot; significaba lo especialmente indefinido&quot; y era indefinido en especie porque no se identificaba con el fuego, aire, agua o tierra.
  6. 6. ANAXÍMENES Parece significar un retroceso con respecto a Anaximandro, pero en verdad esto dista mucho de ser así: si en Anaximandro hay una preocupación filosófico/metafísica, en Anaxímenes hay una preocupación que podríamos denominar &quot;científica&quot; y que se encuadra bajo la visión del mundo como un viviente sujeto al nacimiento y a la muerte, y en consecuencia necesitado de un elemento, de una sustancia orgánica; y como en todo ser vivo ese elemento es el aire.   A partir de aquí, hay que interpretar que para Anaxímenes la multiplicidad de lo real será interpretada como un proceso físico operando en el mismo principio vital del aire. Explicitando además que la materia originaria era la forma fundamental de los constitutivos del mundo diferenciado, puesto que llegó a manifestar que podría convertirse en otros componentes por rarefacción y condensa ción
  7. 7. PITÁGORAS puede significar un avance sobre los milesios, ya que más que preguntarse por el arjé, se pregunta ¿Qué son las cosas?. Y la respuesta es que las cosas-todo es número.   Los pitagóricos abandonan el punto de vista físico y descubren una nueva realidad: el ente matemático, en cuya función intentarán explicar la realidad entera. Se trata de indagar la ley (esencia) que lo haga todo comprensible. Es la búsqueda de las relaciones aritméticas abstractas aplicadas a lo concreto.   Aristóteles nos dice en la Metafísica que los pitagóricos se dedicaron a las matemáticas, y que fueron los primeros que hicieron progresar este estudio, y, que habiéndose formado en él, pensaron que sus principios eran los de todas las cosas.   Los pitagóricos pensaban que la armonía del universo depende también del número.   Los pitagóricos hablaron de la armonía cósmica. Y no contentos con recalcar la importancia de los números en el universo fueron más lejos y declararon que las cosas son números porque toda realidad es expresable matemáticamente, es decir, todo es medible, contable, etc.
  8. 8. HERÁCLITO DE EFESOS <ul><li>El pensamiento de Heráclito </li></ul><ul><li>Para Heráclito la realidad está regida por una lógica, una ley racional </li></ul><ul><li>Sus Aforismos </li></ul><ul><li>&quot;Por tanto es necesario seguir lo común; pero, aunque el Logos es común, la mayoría vive como si tuviera una inteligencia particular&quot;. </li></ul><ul><li>&quot;Tras haber oído al Logos y no a mí es sabio convenir en que todas las cosas son una&quot;. </li></ul>
  9. 9. Heráclito (II) <ul><li>Su pensamiento </li></ul><ul><li>Esa lógica, esa lay racional es una LÓGICA DIALECTICA que se manifiesta a través de una lucha de contrarios. D onde cada cosa es lo que es precisamente por la oposición de su contrario. </li></ul><ul><li>Así la guerra es la guerra porque existe la paz. Cada elemento se afirma como lo que es por la existencia de su opuesto. </li></ul><ul><li>Ahora bien, debe darse una alternancia de elementos, de opuestos, una sucesión. Esa alternancia es necesaria para que haya una armonía y cada cosa pueda ser lo que realmente es; si no ,sí un elemento no se transformara en su contrario podría perder su identidad, porque su afirmación de lo que es depende de su contrario </li></ul><ul><li>Sus aforismos </li></ul><ul><li>&quot;El camino arriba y abajo es uno y el mismo. </li></ul><ul><li>&quot;La enfermedad hace a la salud agradable y buena, el hambre a la hartura, el cansancio al descanso&quot;. </li></ul><ul><li>&quot;Lo mismo es vida y muerte, velar y dormir, juventud y vejez; aquellas cosas se cambian en éstas y éstas en aquellas.“ </li></ul><ul><li>&quot;Dios es día-noche, invierno-verano, guerra-paz, hartura-hambre, cambia como el fuego, al que cuando se mezcla con perfumes, se denomina de acuerdo con la fragancia de cada uno de ellos“ </li></ul><ul><li>&quot;Conviene saber que la guerra es común y que la justicia es discordia y que todas las cosas sobrevienen por la discordia y por la necesidad.“ </li></ul><ul><li>&quot;La guerra es el padre y el rey de todas las cosas; a unos los muestra como dioses y otros como hombres, a unos los hace esclavos y a otros libres.&quot; </li></ul>
  10. 10. COSMOS, FUEGO Y LOGOS EN HERÁCLITO <ul><li>Según Heráclito el cosmos se compone en gran parte de masas de tierra y de mar, circundado por brillante fuego o éter. Heráclito creía que este fuego era el motor de los procesos cosmológicos. a partir del fuego surge el mar, que bien se evapora o bien se convierte en tierra, la parte que se evapora sube y vuelve a encender el fuego (sol) y la parte que queda se deseca y se convierte en tierra. Los cambios entre las tres masas del mundo continúan realizándose simultáneamente de modo que la cantidad total de cada una de ellas sigue siendo siempre la misma. </li></ul><ul><li>El fuego y el Logos son, en gran medida, coextensivos o aspectos diferentes de una misma cosa. Se puede decir que el fuego es la representación física del logos. </li></ul><ul><li>El pensamiento de Heráclito tuvo una unidad comprehensiva, intentando explicar todos los aspectos del mundo de un modo sistemático, poniéndolos en relación con un descubrimiento central: el que todos los cambios naturales de todo tipo son regulares y están equilibrados, y que la causa de ese equilibrio es el fuego, el constitutivo común de todas las cosas, denominado también Logos. </li></ul>
  11. 11. PARMÉNIDES Parménides es uno de los pocos autores de los inicios de la Filosofía del que conservamos gran parte de lo que escribió, y, por tanto, del que nos queda referencias directas. Escribió un poema en hexámetros, que nos muestra a un autor de bajas dotes de estilo literario. No tiene facilidad de dicción, y su esfuerzo por condensar sus nuevas ideas filosóficas, difíciles y sumamente abstractas, a una forma métrica desemboca en una obscuridad sintáctica. Sin embargo, podmos afirmar que e l poema de Parménides es el hito de la fundación de la metafísica, que busca fundamentar la ciencia y el conocimiento. Para este fin recomienda alejarse del mundo de la opinión múltiple, variable y sin principio unificador. La mejor forma de comprender el pensamiento de Parménides es a través del análisis de su poema:
  12. 12. El POEMA DE PARMÉNIDES <ul><li>Su pensamiento </li></ul><ul><li>Filosóficamente hablando, el proemio ofrece poco interés. Sólo destacar la metáfora acerca del proceso del conocimiento, que el propio Parménides define como el paso de la obscuridad a la luz, ( verso 10 en negrita ) metáfora que está en coincidencia con la definición griega de alezeia o verdad. Alezeia significa desvelar, descubrir, en definitiva iluminar. Lo verdadero es, pues, lo que se ilumina, lo que se descubre a la luz de la razón. </li></ul><ul><li>Fragmentos del Poema </li></ul>Los caballos que me arrastran tan lejos como ánimo deseaba me han acompañado, cuando me condujeron guiándome al famoso camino de la diosa que lleva al mortal vidente a través de todas las ciudades. Por él era conducido. Pues por él me llevaban los hábiles caballos que tiraban del carro, mientras que unas doncellas mostraban el camino. En los cubos y rechinando con estridente silbido el eje ardía (pues lo aceleraban en vertiginoso remolino dos ruedas una por cada lado), cuando aumentaron la velocidad las jóvenes Helíades, marchando desde la morada de la noche hacia la luz quitándose los velos de la cabeza.
  13. 13. El POEMA DE PARMÉNIDES <ul><li>Su pensamiento </li></ul><ul><li>El verdadero centro de interés del poema se centra en la segunda parte, la que concierne a la vía de la verdad. El argumento que se desarrolla en esta parte es radical y poderoso. En él, Parménides proclama que, en cualquier investigación, hay dos y sólo dos posibilidades lógicamente coherentes, y por tanto irrefutables, que son excluyentes: que el objeto de la investigación exista, o que no exista. Basándose en una lógica rigurosa rechaza la segunda alternativa por ininteligible. Se dedica posteriormente a denostar a los mortales corrientes, porque sus creencias demuestran que no escogen entre las dos vías, “es” y “no es”, sino que siguen ambas sin discriminación, confundiéndolas, y creyendo que ambas son la misma; ésta, es la tan denostada vía de la opinión. </li></ul><ul><li>Fragmentos del Poema </li></ul>. Es preciso que conozcas todo, tanto el corazón imperturbable de la Verdad bien redonda, como las opiniones de los mortales en las cuales no se halla la verdadera creencia. Pero aprenderás también estas cosas, como las apariencias ha sido necesario que sean probablemente, extendiéndose todas a través de todo. Pues bien, te contaré (tú escucha y recuerda el relato) cuales son las únicas vías que son pensables: La primera, que es y no es no-ser, es la vía de ciencia ( pues sigue a la verdad ) La otra, que no es y es necesariamente no-ser, ésta, te lo aseguro es impracticable. Pues no conocerías lo no-ente ( ello es imposible ) ni lo expresarías.
  14. 14. El POEMA DE PARMÉNIDES <ul><li>Su pensamiento </li></ul><ul><li>Lo más interesante de esta segunda parte del poema es la identificación que hace entre Ser y Pensar. </li></ul><ul><li>Lo cual significa no otra cosa que las leyes de la realidad y las leyes de la razón son las mismas , idea que confirmará más tarde, en los versos 98 a 100 cuando afirma: Lo mismo es el pensar y aquello por qué es el pensamiento. </li></ul><ul><li>Es decir, hay una identificación entre realidad ( ser ) y razón ( pensar ), lo cual se va a traducir en la concepción de que la realidad es raciona l. Es decir no hay más realidad que la realidad racional, o, si se quiere, que la autentica realidad es la realidad racional </li></ul><ul><li>Fragmentos del poema </li></ul><ul><li>Pues lo mismo el pensar y el Ser. </li></ul>
  15. 15. El POEMA DE PARMÉNIDES <ul><li>Su pensamiento </li></ul><ul><li>¿ Qué implica esta identificación ?, pues un problema lógico que por su misma identificación se vuelve ontológico. Es decir, si hay una identificación absoluta entre Pensar y Ser, es de suponer, que las leyes de la razón y las leyes que rigen la realidad son las mismas. </li></ul><ul><li>Y si eso es así, el cambio, el nacimiento y la destrucción no son posibles por ilógicos. Teniendo en cuenta que los dos primeros principios lógicos: </li></ul><ul><li>el de identidad , el ser es , y el de no contradicción , una cosa no puede ser y no ser al mismo tiempo . Por la misma identificación entre realidad (ser) y razón (pensar), se convierten así mismos en principios ontológicos , es decir, en principios que rigen, que marcan una pauta de comportamiento, a la realidad </li></ul><ul><li>Fragmentos del poema </li></ul>Es necesario decir y pensar que lo ente es: pues es el Ser, pero que la nada no es. Te ordeno que consideres esto. Te aparto, pues, deesta primera vía de investigación, así como de aquella por la que los mortales ignorantes andan errantes
  16. 16. El POEMA DE PARMÉNIDES <ul><li>Su pensamiento </li></ul><ul><li>Y esto no quiere decir otra cosa nada más que el cambio, el nacimiento y la destrucción no son posibles en la Naturaleza ni en la realidad. A esta consideración dedica gran parte del poema y más concretamente la que va desde los versos 63 a 97, donde muy claramente dice juzga con el pensamiento ... para pasar a enumerar las características ontológicas del ser: ingénito, imperecedero, inmóvil, imperturbable, eterno, etc. En esta sección final de esta primera parte explora el camino seguro de la verdad, “es”, y prueba con una vuelta de rosca sorprendentemente deductiva, que, si algo existe, no puede llegar al ser o perecer, cambiar o moverse, ni estar sometido a imperfección alguna . </li></ul><ul><li>Fragmentos del Poema </li></ul>juzga con el pensamiento la prueba muy discutida por mi. Sólo un discurso como vía queda: Es. En este hay signos múltiples de que lo Ente es ingénito e imperecedero, pues es completo imperturbable y sin fin. No ha sido ni será en cierto momento, pues es ahora todo a la vez, uno, continuo. Pues, ¿qué nacimiento le buscarías ? ¿ cómo, de dónde habría nacido ?. Ni de lo No-ente permitiré que digas o pienses, pues ni expresable no concebible es que no es . Pues ¿ qué necesidad a nacer antes o después le impulsaría si procediese de la nada ?. Así, es necesario que sea absolutamente o no.
  17. 17. El POEMA DE PARMÉNIDES <ul><li>Su pensamiento </li></ul><ul><li>Pero sin embargo, nuestros sentidos nos informan de lo contrario, puesto que el cambio, el nacimiento, la muerte, etc, son percibidas por nuestros sentidos como algo constante, como algo cotidiano. Es decir, hay una poderosa y fuerte disociación entre lo que nos dice la segura razón y lo que perciben nuestros ¿equivocados? sentidos. </li></ul><ul><li>La pregunta es: ¿ puede la razón explicar la llamémosla realidad sensible ?, o si quiere, ¿ debemos renunciar a explicar lo sensible racionalmente ?. Ésta parece ser la apuesta de Parménides si nos atenemos a los últimos versos: A partir de aquí las opiniones mortales aprende escuchando el orden engañoso de mis palabras. </li></ul><ul><li>Fragmentos del poema </li></ul>Con esto cierro para ti el fidedigno discurso y pensamiento sobre la verdad. A partir de aquí las o piniones mortales aprende escuchando el orden engañoso de mis palabras.
  18. 18. PARMÉNIDES No hay duda de que Parménides es un autor difícil y complicado, pero que crea un grave problema para esa incipiente rama del saber llamada filosofía en sus mismos orígenes. Sus argumentos y conclusiones paradójicas ejercieron una poderosa influencia sobre la filosofía griega posterior. Hasta tal punto que muchos de los intentos posteriores tienden, directa o indirectamente, a resolver el grave problema lógico y ontológico introducido por el filósofo de Elea.
  19. 19. Los Pluralistas: Anaxágoras <ul><li>Anaxágoras representa una solución intermedia entre la primitiva filosofía jonia y la solución estática de Parménides. </li></ul><ul><li>Para Anaxágoras, la physis, la naturaleza, la realidad está compuesta de unas partículas sutilísimas, indestructibles, inalterables, invisibles, y cualitativamente heterogéneas a las que llamó spermata , aunque son más conocidas por la denominación aristotélica de homeomerías , nombre que ha predominado. </li></ul><ul><li>Para Anaxágoras, cualquier ser natural está integrado por un compuesto de homeomerías. Hasta ahora todo es muy comprensible, pero Anaxágoras va a hacer a continuación una extraña afirmación: todo está en todo . Esto parece decir que en cualquier ser natural hay homeomerías de toda clase, es decir, homeomerías de todos los seres naturales. Según esto, en el universo hay una multiplicidad ¿infinita? de homeomerías, de tantas clases como clases de seres vemos. Esas homeomerías se mezclan entre sí, dando lugar a los diferentes seres, con la particularidad de que en una piedra hay más homeomerías de piedra y por eso la vemos como piedra. </li></ul>
  20. 20. Los pluralistas: Anaxágoras (II) <ul><li>Esta solución encuadra perfectamente con la concepción de arjé de los primeros filósofos jonios, es decir un primer principio a partir del cual todo surge y al cual todo vuelve. Y además ofrece una posible solución al problema lógico de Parménides, ya que el cambio, el nacimiento, etc, no se concibe como el paso del ser al no ser, o viceversa, del no ser al ser, ahora el cambio es un cambio dentro del ser, es un cambio cuantitativo, no un cambio cualitativo. Las homeomerías son , es decir, salvo la multiplicidad tienen las mismas características ontológicas del ser parmenídeo. </li></ul><ul><li>Pero es más, este proceso de síntesis, no se produce al azar, sino que está impulsado por una inteligencia o Nous .. ¿Quizás se está refiriendo aquí a una espacie de Logos en el sentido heraclíteo ?. Bien podría ser, pues el Nous de Anaxágoras adolece de la misma indefinición que el Logos de Heráclito. Bien puede ser entendido como una especie de divinidad, bien como un orden establecido en el universo de una forma mecánica, o mecanicista. </li></ul>
  21. 21. Los pluralistas: Los atomistas <ul><li>La mayoría de las tesis atomistas que conocemos nos han llegado por la labor de Demócrito, quien ha sido muy alabado por los historiadores de la Física por haber adelantado la teoría atómica. </li></ul><ul><li>Para Demócrito toda la naturaleza está constituida por uniones de átomos. Considerando que el átomo es la partícula más pequeña e indivisible que existe. Las características de los átomos son: </li></ul><ul><ul><ul><ul><li>infinitos (?) </li></ul></ul></ul></ul><ul><ul><ul><ul><li>Indestructibles </li></ul></ul></ul></ul><ul><ul><ul><ul><li>cualitativamente idénticos ( a diferencia de las homeomerías de Anaxágoras) </li></ul></ul></ul></ul><ul><ul><ul><ul><li>Inalterables </li></ul></ul></ul></ul><ul><ul><ul><ul><li>indivisibles. </li></ul></ul></ul></ul><ul><li>  </li></ul>
  22. 22. Los pluralistas: Los atomistas (II) <ul><li>Ahora bien, los átomos se diferencias entre sí porque tienen distinto tamaño y forma. Los átomos, según Demócrito, estaban en el vacío, dotados de un movimiento natural rectilíneo, pero, al chocar entre sí, se formaron remolinos en los que se produjeron uniones de átomos. Y, debido a esa razón, se constituyeron los seres naturales. Del mismo modo, la destrucción de los seres se produce cuando los átomos se disgregan. </li></ul><ul><li>La explicación sobre la diversidad de los seres se debe a las siguientes razones: </li></ul><ul><ul><ul><li>hay seres distintos porque hay átomos de distinto tamaño </li></ul></ul></ul><ul><ul><ul><li>hay seres distintos porque hay átomos de distintas formas </li></ul></ul></ul><ul><ul><ul><li>hay seres distintos porque hay átomos que se ordenan de distinta forma </li></ul></ul></ul>

×