Your SlideShare is downloading. ×
Claret
Upcoming SlideShare
Loading in...5
×

Thanks for flagging this SlideShare!

Oops! An error has occurred.

×
Saving this for later? Get the SlideShare app to save on your phone or tablet. Read anywhere, anytime – even offline.
Text the download link to your phone
Standard text messaging rates apply

Claret

607
views

Published on


1 Comment
2 Likes
Statistics
Notes
No Downloads
Views
Total Views
607
On Slideshare
0
From Embeds
0
Number of Embeds
1
Actions
Shares
0
Downloads
6
Comments
1
Likes
2
Embeds 0
No embeds

Report content
Flagged as inappropriate Flag as inappropriate
Flag as inappropriate

Select your reason for flagging this presentation as inappropriate.

Cancel
No notes for slide

Transcript

  • 1. SAN ANTONIO MARÍA CLARET Un hombre al servicio del evangelio
  • 2. 1 INFANCIA ¡¡¡Hola!!! ¿Cómo estáis? Mi nombre es Antonio. Nací el 23 de Diciembre de 1807 en un pueblo de la provincia de Barcelona llamado Sallent. Eran tiempos muy difíciles para nuestro país, ya que las tropas de Napoleón nos habían invadido...
  • 3. Mi pueblo tampoco se libró de la invasión. Tuve la desgracia de conocer las consecuencias desastrosas de la guerra...
  • 4.  
  • 5.  
  • 6.  
  • 7.  
  • 8. EN LA GUERRA SIEMPRE SALEN PERDIENDO LOS MÁS DÉBILES
  • 9. Os voy a contar una anécdota: cuando los franceses saquearon mi pueblo yo me encargué de ayudar a mi abuelo a escapar. Cuando los franceses se fueron todos pensaban que al abuelo le había ocurrido algo y se alegraron al verle aparecer de mi mano...
  • 10.  
  • 11. Aunque está mal que yo lo diga, de pequeño no me disgustaba ir a la escuela... Una vez vino el obispo a visitar la escuela y nos preguntó qué queríamos ser de mayores. Yo le respondí que quería ser sacerdote.
  • 12.  
  • 13. Desde pequeño, en casa, mis padres me enseñaron a rezar. Con frecuencia acompañaba a mi hermana Rosa a la ermita de mi pueblo, la Virgen de Fusimaña...
  • 14.  
  • 15.  
  • 16. Mi padre poseía una empresa textil y, desde muy joven, entré a echar una mano en el negocio familiar.
  • 17. COMO SABRÉIS, LA SITUACIÓN DE LOS OBREROS ERA MUY DURA. TENGO QUE RECONOCER QUE LA FÁBRICA DE MI PADRE NO ERA UNA EXCEPCIÓN: BAJOS SALARIOS, JORNADAS DE CATORCE HORAS DIARIAS, SIN SEGURIDAD SOCIAL NI LABORAL. INCLUSO, A VECES, MI PADRE TRATABA MAL A LOS EMPLEADOS CORRIGIÉNDOLES DURAMENTE.
  • 18. LAS CONDICIONES DE TRABAJO Y VIVIENDA DE LOS OBREROS ERAN LAMENTABLES. LA PEOR PARTE SE LA LLEVABAN LOS NIÑOS...
  • 19.  
  • 20.  
  • 21.  
  • 22.  
  • 23.  
  • 24. LA ORGANIZACIÓN DE NACIONES UNIDAS, O.N.U. PROHIBE EL TRABAJO Y LA EXPLOTACIÓN INFANTIL
  • 25. ASÍ TRANSCURRIÓ MI INFANCIA, ENTRE MI FAMILIA, LA ESCUELA Y LA CATEQUESIS. ME SENTÍA UN NIÑO AFORTUNADO.
  • 26. 2 JUVENTUD
  • 27. Cuando cumplí diecisiete años, mi padre me dijo los planes que tenía para su fábrica y el puesto que yo ocupaba en ellos. Consciente de mi talento y de mi competencia me envió a Barcelona a seguir unos cursos de industria textil...
  • 28.  
  • 29. En Barcelona, me matriculé en la Escuela Comercial de la Lonja. Estaba ilusionado con ser un gran industrial. Para completar mi formación, a la vez que estudiaba, comencé a trabajar como dibujante técnico en una fábrica de tejidos de la ciudad.
  • 30. No quiero parecer orgulloso, pero lo cierto es que, al poco tiempo de estar en Barcelona, me propusieron participar en la sociedad de un importante complejo textil en el puesto de Director Técnico. Ciertamente, la fabricación textil era mi pasión. De día y de noche pensaba en el diseño de nuevas máquinas. Os puedo decir que cuando iba a misa los domingos, había más máquinas en mi cabeza que santos en el altar.
  • 31. Mi vida parecía ya configurada, tenía éxito en mis estudios. Pronto volvería a Sallent, mi pueblo, para poner en práctica en la fábrica de mi padre todo lo aprendido en Barcelona. Pero, un domingo en misa, la palabra de Dios me llegó al fondo del alma...
  • 32.  
  • 33. ESAS PALABRAS DEL EVANGELIO PENETRARON EN MÍ PROFUNDAMENTE. SENTÍA QUE TODO EN LO QUE SUSTENTABA MI VIDA SE CAÍA COMO UN CASTILLO DE NAIPES. TODO LO QUE HABÍA HECHO HASTA ENTONCES EN BARCELONA PARECÍA PAPEL MOJADO...
  • 34. ¿QUE CÓMO ACABÓ TODO? Un día que mi padre vino a Barcelona le dije que quería entregarme al servicio de Dios...
  • 35. PRIMERO MI PADRE REACCIONÓ MAL. CON LO COSTOSO QUE LE ESTABAN RESULTANDO MIS ESTUDIOS... Y YO LOS DEJABA PARA IRME AL SEMINARIO...
  • 36.  
  • 37. AL FINAL MI PADRE SE AVINO A RAZONES. SABÍA QUE POR MEDIO ESTABA LA LLAMADA DE DIOS Y, COMO QUERÍA LO MEJOR PARA MÍ, ACEPTÓ MI DECISIÓN...
  • 38.  
  • 39. Después de unos años de preparación en el Seminario de Vic, fui ordenado sacerdote el 13 de Junio de 1835. Fue uno de los días más alegres de mi vida. A mi ordenación vinieron mis familiares y mis amigos. Sabía que era un punto de llegada, era aquello que quería, ser sacerdote, pero también era el punto de partida de mi predicación del evangelio y de entrega a los más pobres.
  • 40.  
  • 41. 3 VIDA MISIONERA
  • 42. COMO A CASI TODOS LOS CURAS RECIÉN ORDENADOS, EL OBISPO ME DESTINÓ DE AYUDANTE A UNA PARROQUIA. PRIMERO ESTUVE DE ECÓNOMO PARROQUIAL EN SALLENT Y, POCO DESPUÉS, EL SEÑOR OBISPO ME DESTINO A OTRAS PARROQUIAS. PRONTO ME DI CUENTA DE QUE LO MÍO NO ERA ESTAR EN UNA PARROQUIA, SINO SER MISIONERO, PREDICAR EL EVANGELIO DE UN LADO PARA OTRO. A TAL EFECTO FUI A HABLAR CON EL OBISPO
  • 43.  
  • 44. Una vez que el obispo entendió mi postura, marché a Roma para juntarme a los curas que por aquel entonces se ofrecían al papa para que este les enviara a misiones. Ya en Roma, y conocida mi intención de ser misionero, los jesuítas me propusieron entrar en su orden. Así lo hice, pero estando en el noviciado tuve unos dolores inexplicables en una pierna. El superior de los jesuítas me indicó que esos dolores tenían que tener un sentido: tenía que volver a España...
  • 45.  
  • 46.  
  • 47. EN 1840 VOLVÍ A ESPAÑA. PERO NO OS PREOCUPÉIS, EL OBISPO NO ME MANDÓ DE NUEVO A UNA PARROQUIA. ME DIO UNA MISIÓN QUE ME ENTUSIASMÓ: PREDICAR EN TODAS LAS PARROQUIAS DE LA DIÓCESIS...
  • 48.  
  • 49. POR FIN ESTABA HACIENDO LO QUE MÁS DESEABA: VIVIR AL ESTILO DE LOS APÓSTOLES CON JESÚS, YENDO DE UN PUEBLO A OTRO PREDICANDO EL EVANGELIO. LO HICE DURANTE SIETE AÑOS EN MI CATALUÑA NATAL. EN 1847 FUI INVITADO A HACER LO MISMO POR EL OBISPO DE CANARIAS. ESTUVE EN ESAS ISLAS CASI DOS AÑOS PREDICANDO HASTA MI VUELTA A VIC EN 1849
  • 50.  
  • 51. DURANTE MIS AÑOS DE MISIÓN EN CATALUÑA Y CANARIAS HABÍA UNA PREGUNTA QUE ME VENÍA CON INSISTENCIA: ¿NO HABRÍA OTROS SACERDOTES QUE, AL IGUAL QUE YO, PREFIRIERAN IR DE UN PUEBLO A OTRO PREDICANDO EL EVANGELIO A ESTAR EN LAS PARROQUIAS? DE ESTE MODO, AL LLEGAR A VIC LE TRANSMITÍ ESTE PENSAMIENTO AL SEÑOR OBISPO. TANTO LE ENTUSIASMÓ LA IDEA QUE ME CEDIÓ ALGUNAS SALAS DEL SEMINARIO PARA QUE ME PUDIERA REUNIR CON LOS CURAS QUE TUVIERAN MI MISMA INQUIETUD MISIONERA.
  • 52.  
  • 53. EL 16 DE JULIO DE 1849 ME JUNTÉ EN UNA HABITACIÓN DEL SEMINARIO DE VIC CON CINCO SACERDOTES QUE, AL IGUAL QUE YO, PREFERÍAN IR DE PUEBLO EN PUEBLO PREDICANDO EL EVANGELIO, A ESTAR FIJOS EN UNA PARROQUIA. EN ESE MOMENTO PUSIMOS LA PRIMERA PIEDRA DE LO QUE SERÍAN LOS MISIONEROS CLARETIANOS.
  • 54.  
  • 55. LOS CINCO SACERDOTES QUE ME ACOMPAÑARON FUERON: José Xifré Jaime Clotet Domingo Fábregas Esteban Sala Manuel Vilaró
  • 56. SEGURO QUE MUCHAS VECES HABRÉIS ESCUCHADO EL REFRÁN QUE DICE: EL HOMBRE PROPONE Y DIOS DISPONE... PUES BIEN, JUSTO CUANDO ESTÁBAMOS EMPEZANDO A DAR LOS PRIMEROS PASOS JUNTOS, CUANDO SOLO LLEVÁBAMOS UN MES, ME LLEGÓ UNA CARTA DE ROMA EN LA QUE ME NOMBRABAN ARZOBISPO DE CUBA.
  • 57.  
  • 58. DESPUÉS DE CONSULTARLO CON MIS CINCO COMPAÑEROS, ACEPTÉ EL CARGO. FUI ORDENADO OBISPO EL 6 DE OCTUBRE DE 1850. COMO SABRÉIS HASTA 1898 CUBA FUE COLONIA ESPAÑOLA. NO HABÍA LAS ESCUELAS NI LOS HOSPITALES NECESARIOS Y LA PREPARACIÓN RELIGIOSA DE LA GENTE DEJABA MUCHO QUE DESEAR. NADA MÁS LLEGAR ME TUVE QUE PONER A TRABAJAR DURO.
  • 59. RECORRÍ CUBA DE NORTE A SUR Y DE ESTE A OESTE
  • 60. PREDIQUÉ SIN DESCANSO LA PALABRA DE DIOS
  • 61. ORGANICÉ LA PREPARACIÓN DE LOS NIÑOS A LA PRIMERA COMUNIÓN Y DE LOS JÓVENES A LA CONFIRMACIÓN
  • 62. ORGANICÉ ESCUELAS TALLER PARA LOS JÓVENES DESOCUPADOS
  • 63. PROMOVÍ ESCUELAS AGRARIAS PARA LOS JÓVENES DEL CAMPO
  • 64. EL AMOR DE CRISTO ME URGE
  • 65. DE TODAS LAS COSAS QUE VI EN CUBA, LO QUE MÁS ME DOLIÓ FUE LA CRUEL REALIDAD DE LA ESCLAVITUD, TODAVÍA VIGENTE EN LA COLONIA...
  • 66.  
  • 67.  
  • 68.  
  • 69.  
  • 70. NINGÚN SER HUMANO HA DE SER DISCRIMINADO POR RAZÓN DE SU RAZA, SEXO, ORIGEN O RELIGIÓN
  • 71. EN CIERTA OCASIÓN, VISITANDO UNA PLANTACIÓN OCURRIÓ LO SIGUIENTE:
  • 72.  
  • 73.  
  • 74.  
  • 75. POR ESTAS Y OTRAS ACTITUDES NO ME FALTARON ENEMIGOS. UN DÍA EN LA CIUDAD DE HOLGUÍN INTENTARON ACABAR CON MI VIDA...
  • 76.  
  • 77. A LOS SEIS AÑOS DE ESTAR EN CUBA ME LLEGÓ UNA EXTRAÑA CARTA DE PALACIO. ME HABÍAN NOMBRADO CONFESOR DE LA REINA ISABEL II. ATRÁS QUEDABA CUBA DONDE DEJABA UNOS INMEJORABLES AÑOS MISIONEROS. DELANTE ESTABA MADRID Y LA CORTE, LO DESCONOCIDO...
  • 78. LO HABITUAL EN LA CORTE ERAN LAS INTRIGAS PALACIEGAS Y POLÍTICAS. YO PROCURABA PASAR EN PALACIO EL MENOR TIEMPO POSIBLE. PREFERÍA IR A PREDICAR Y A DAR EJERCICIOS ESPIRITUALES A LAS DIFERENTES IGLESIAS Y MONASTERIOS DE LA CAPITAL.
  • 79.  
  • 80. A PESAR DE QUE NO ME METÍA EN POLÍTICA LOS ENEMIGOS DE LA REINA LEVANTABAN FALSAS ACUSACIONES CONTRA MÍ. LLEGABAN INCLUSO A PUBLICAR EN LA PRENSA CARICATURAS CON EL FIN DE RIDICULIZARME. NO EXAGERO SI DIGO QUE LOS AÑOS QUE PASÉ EN LA CORTE FUERON LOS PEORES DE MI VIDA.
  • 81. COMO VÉIS ME PONÍAN COMO UNA FIGURA RETRÓGRADA, EN CONTRA DEL TREN DEL PROGRESO.
  • 82. LA SITUACIÓN POLÍTICA SE HACÍA CADA VEZ MÁS IRRESPIRABLE. EL 30 DE SEPTIEMBRE DE 1868 SE PRECIPITARON LOS ACONTECIMIENTOS: TRIUNFÓ LA REVOLUCIÓN Y SE INSTAURÓ LA REPÚBLICA. LA REINA TENÍA QUE IR AL EXILIO Y, DADA LA MALA PRENSA QUE YO TENÍA, TUVE QUE IR CON ELLA POR SEGURIDAD...
  • 83.  
  • 84.  
  • 85. DOS AÑOS DESPUÉS DEL DESTIERRO SE CONVOCÓ EN ROMA UN CONCILIO O REUNIÓN DE OBISPOS, EL CONCILIO VATICANO I. ESTUVE EN EL AULA CONCLIAR DEBATIENDO CON LOS DEMÁS OBISPOS...
  • 86.  
  • 87. DURANTE EL CONCILIO ENFERMÉ GRAVEMENTE... LOS MÉDICOS DECÍAN QUE NECESITABA UN CLIMA MÁS SUAVE...
  • 88.  
  • 89. PERO... ¿DÓNDE IR? LOS ENEMIGOS DE LA REINA SEGUÍAN MIS PASOS PARA MATARME. ESTUVE UN TIEMPO CON MIS HERMANOS CLARETIANOS EN EL SUR DE FRANCIA, PERO NO PODÍA ESTAR MUCHO CON ELLOS YA QUE LES ESTABA PONIENDO EN PELIGRO. ELLOS MISMOS ME AYUDARON A HUIR EN UN CARRO DE CARGA PARA PASAR LO MÁS DESAPERCIBIDO POSIBLE...
  • 90.  
  • 91. MI DESTINO ERA EL MONASTERIO DE FONTFROIDE, ALLÍ LOS MONJES ME CUIDARÍAN Y ME PROTEGERÍAN...
  • 92.  
  • 93. LOS MONJES ME ACOGIERON MUY BIEN. FONTFROIDE ERA UN LUGAR MARAVILLOSO, LLENO DE SILENCIO Y DE BELLEZA...
  • 94.  
  • 95. LA PAZ DEL MONASTERIO HIZO QUE MI SALUD MEJORARA MOMENTÁNEAMENTE, PERO LA ENFERMEDAD NO PARABA EN SU PROGRESIÓN...
  • 96.  
  • 97. EL PADRE CLARET MURIÓ EN EL MONASTERIO DE FONTFROIDE EL 24 DE OCTUBRE DE 1870.
  • 98.  
  • 99. FUE ENTERRADO AL DÍA SIGUIENTE. EN EL EPITAFIO DE SU LÁPIDA PONÍA: “ AMÉ LA JUSTICIA Y ODIÉ LA INIQUIDAD, POR ESO MUERO EN EL DESTIERRO”
  • 100.  
  • 101. San Antonio María Claret fue un alma grande... El Papa Pío XII lo proclamó santo el 7 de mayo de 1950
  • 102. FIN

×