Guía alcohol
Upcoming SlideShare
Loading in...5
×
 

Guía alcohol

on

  • 793 views

 

Statistics

Views

Total Views
793
Views on SlideShare
793
Embed Views
0

Actions

Likes
0
Downloads
6
Comments
0

0 Embeds 0

No embeds

Accessibility

Categories

Upload Details

Uploaded via as Adobe PDF

Usage Rights

© All Rights Reserved

Report content

Flagged as inappropriate Flag as inappropriate
Flag as inappropriate

Select your reason for flagging this presentation as inappropriate.

Cancel
  • Full Name Full Name Comment goes here.
    Are you sure you want to
    Your message goes here
    Processing…
Post Comment
Edit your comment

    Guía alcohol Guía alcohol Document Transcript

    • 1
    • CONTENIDOS 1.- El por qué de esta guía.......Pág. 4 2.- Los adolescentes: etapa de vida.......Pág. 5 3.- Los adolescentes y el alcohol.......Pág. 6 4.- El papel de los padres.......Pág. 9 5.- Direcciones útiles.......Pág. 16 (contraportada) Fecha de impresión: noviembre 20102
    • “La guía que tienes entre tus manos forma parte YO TAMBIÉNdel trabajo que se viene realizando desde el EDUCO A MISAyuntamiento de Mijas a través del programa HIJOS SOBRE“Mijas ante las Drogas”. Durante los últimos años EL ALCOHOL:hemos ofrecido a nuestra comunidad un conjunto ORIENTACIÓNde recursos para prevenir y reducir los problemas PARA PADRES Yasociados al consumo de drogas entre nuestra MADRESjuventud.Todas las familias queremos que nuestros hijose hijas crezcan sanos y sean felices y, para ello,nos preocupamos de darles la mejor educación.En el ámbito de las drogodependencias, laprevención es nuestra mejor arma para reduciry evitar los problemas asociados al consumo dedrogas y otras adicciones. Una parte importantede la prevención es la educación y es ahí dondelos padres y madres han de ser los primeros ensentar las bases para una buena educación sobredrogas. A través de esta guía queremos ofrecera las familias un recurso más para poder afrontarcon éxito la tarea educativa relacionada con elconsumo de alcohol entre los y las adolescentes.” Francisco Cuevas Moreno Concejal delegado de Drogodependencias “Lo mejor es salir de la vida como de una fiesta, ni sediento ni bebido” Aristóteles 3
    • 1. EL POR QUÉ Tomar alcohol es una costumbre muy arraigada en DE ESTA GUÍA nuestra sociedad. Para la mayoría de las­personas, beber es una actividad gratificante que trae pocos problemas siempre y cuando se beba de forma responsable. Sin embargo, el consumo de alcohol puede llegar a crear problemas que podemos y debemos evitar, sobre todo los que afectan a nuestros hijos e hijas. Las estadísticas nacionales, andaluzas e, incluso, las que disponemos de nuestra propia ciudad coinciden en indicarnos que el mayor número de bebedores se encuentra entre los y las jóvenes, quienes hacen uso del alcohol durante las noches del fin de semana y en compañía de sus amigos. Estas estadísticas también nos dicen que se comienza a beber durante la adolescencia. Entendemos que el consumo de alcohol de los y las adolescentes es un tema que preocupa. Por esta razón, a través de esta guía queremos invitar a padres y madres, de chicos y chicas de 14 a 18 años, a reflexionar sobre el consumo de alcohol y la tarea preventiva, necesaria y posible, que puede realizar la familia. Queremos que esta guía sea una ayuda para entender mejor el consumo de alcohol y ofrecer orientaciones, que nunca son recetas mágicas, de cómo acompañar al adolescente a la hora de tomar decisiones valoradas y críticas, y de ser responsable delante del alcohol, que también lo es hacia la vida. Una guía que, con la intención de prevenir los problemas relacionados con el consumo de alcohol, también nos aporte una mirada de estima hacia una etapa educativa tan importante como es el acompañamiento de los hijos para que se conviertan en jóvenes adultos. Os invitamos a leerla detenidamente y que cada uno, de acuerdo con sus intereses y necesidades, la aplique a su realidad.4
    • La adolescencia es una etapa de paso entre la 2. LA ADOLESCENCIA,infancia y la juventud, de cambios físicos y mentales ETAPA DE VIDAdonde la persona experimenta nuevas sensaciones,dudas, inseguridades y cambios en su relación con elmundo y consigo misma. En este proceso se definela propia identidad y se reconoce como una personaque ha dejado de ser un niño o una niña, con todaslas dificultades que ello comporta. Con frecuencia, el o la adolescente: Nosotros, los padres y madres: Reclama libertad y autonomía para autoafir- Ayudamos a que ganen en libertad y autono- marse y tomar sus propias decisiones. Deja de mía en la medida en que les ayudamos a ser ser un niño o una niña, pero aún no es un adulto responsables de sus decisiones, con previsión y o adulta. consecuencia de lo que desean vivir y de lo que “Esta tarde salgo con los amigos. ¿Me das quieren evitar. dinero?” “Toma pero adminístratelo bien” Se deja influir por lo que dicen los demás, Fomentamos el pensamiento crítico: reflexión y las modas o las presiones comerciales de criterio propio sobre lo que les rodea. consumo. Expresa rebeldía hacia el adulto. Lleva la con- Debemos enfrentarnos a la rebeldía, siendo traria y transgrede las normas para autoafirmar- constantes y estando dispuestos a discutir, se o dar sentido a su ser. negociar y pactar. El respeto y compromiso No me entendéis!! Dejadme!! Es mi vida!! hacia las normas les es necesario para ganar autonomía y responsabilidad. Muestra especial interés por descubrir y ex- Favorecemos una actitud reflexiva y prudente. perimentar con aquello que le es desconocido Para el o la adolescente, las sensaciones y el y, a veces, prohibido. A través del riesgo quiere placer son inmediatos. Los problemas, improba- experimentar nuevas sensaciones, explorar sus bles y lejanos. límites y mostrarse a los demás. Otra copa más! La noche es larga! Buf! Qué bestia! Qué pasada! Adquiere especial importancia el grupo de Frente a la creciente importancia que va te- amigos por la necesidad de identificación, niendo el grupo de iguales, los padres deben de compartir un tiempo de cambio y de verse mantener aún su papel educativo que aún considerado. continúa siendo fundamental. “Son mis amigos. No quiero que me vean con vosotros” 5
    • 3. LOS ADOLESCENTES Desde la década de los ochenta hemos pasado de Y EL ALCOHOL un consumo tradicional de alcohol ligado sobre todo a las comidas a otro muy relacionado con el ocio de fin de semana y con especial significado de identidad juvenil. Uno de los aspectos que más preocupación despierta es el hecho de que algunos consumos se basen en beber elevadas cantidades de alcohol durante las noches del fin de semana. Este tipo de consumo en exceso se asocia a varias consecuencias negativas: • Las intoxicaciones etílicas. Es la más habitual: aproximadamente la mitad de los estudiantes de entre 14 y 18 años se emborracha habitualmente. Estas borracheras pueden ir desde leves hasta muy graves, requiriendo en ocasiones de una asistencia médica. • Los accidentes de circulación por llevar la moto, o el coche, después de haber bebido. Aún hay adolescentes que piensan que “controlan” o que “a ellos no les va a pasar nada” en relación a la conducción bajo los efectos del alcohol. • Una parte importante de los y las adolescentes han vivido en primera persona situaciones de violencia: han presenciado peleas y agresiones en las que al alcohol estaba por medio, o incluso han sido parte implicada en ellas. • Es en la adolescencia cuando se producen los primeros encuentros sexuales. Hacerlo bajo el efecto del alcohol se ha asociado a un menor uso de los métodos anticonceptivos y a un mayor riesgo de mantener encuentros sexuales no deseados. • Cuando este beber en exceso se hace a menudo pueden aparecer, además, problemas físicos, psíquicos y con el rendimiento académico.6
    • El y la adolescente que bebe lo hace para divertirse, Los padres ypoder vivir los efectos más inmediatos del alcohol (el madres deben“puntillo”) y, en ocasiones, aprender el manejo de los prestar unapropios límites (“hasta dónde puedo llegar”). Beber especial atencióntambién es una parte integrante de la transición del a las primerasser niño a ser adolescente y del ser adolescente aser joven. Además, todo ello ocurre en un contexto salidas nocturnasdonde participar del ocio nocturno cobra una especial puesto que enimportancia para los adolescentes y jóvenes, sobre todo ellas es probablepor cuanto representa un espacio en el que estar (vivir, que comiencenexperimentar) con su grupo de amigos y amigas, tan los primerosimportantes para ellos en este momento de sus vidas. coqueteos con elTradicionalmente, las personas comenzaban a beber alcohol.y aprendían a hacerlo en el contexto de la familiaque era quien se encargaba de establecer los límitesy normas que debían guiar el consumo de alcohol.Sin embargo, en las últimas décadas, estos ritos deiniciación y aprendizaje han dejado de producirse ahípara hacerlo en el seno del grupo de amigos. Aquí,las normas de consumo puede incluir el consumo degrandes cantidades de alcohol con lo que la personase educa en un consumo intensivo que le expone amayores riesgos. 7
    • IDEAS BÁSICAS SOBRE EL ALCOHOL 1. Las bebidas alcohólicas contienen 4. Cada edad requiere de una manera alcohol etílico en diferentes propor- específica de abordar la educación ciones. En las fermentadas (cerveza, sobre el alcohol. Cuanta menos vino, sidra, etc.), el contenido oscila edad, mayor ha de ser el énfasis en entre un 3-15% mientras que en las la abstinencia. A mayor edad, mayor destiladas (licores), el contenido de ha de ser el énfasis en la educación alcohol es de un 30-40%. en la prudencia y la moderación. 2. El alcohol afecta de manera diferen- 5. Es importante que los padres edu- te en función de la quen a sus hijos en edad, de manera el consumo de alco- que cuanto más hol, sirviendo como joven es la persona ejemplo de un con- que bebe, mayor sumo responsable y es el riesgo de que ofreciendo normas y le afecte negati- pautas que eviten un vamente. Para los consumo desmedido adolescentes, lo más recomendable y, por tanto, el que tengan proble- es que no beban y, de hacerlo, que mas por beber demasiado. lo hagan lo más tarde posible. 6. Es importante tener en cuenta que 3. Los jóvenes beben de forma diferen- cualquier adolescente está expues- te a los adultos. Suelen beber duran- to a tener problemas por beber. Que te las noches del fin de semana y, los padres hayan “pasado por ahí” generalmente, cubatas. Un aspecto y no hayan tenido problemas por que preocupa especialmente es que ello no asegura para nada que a sus tomen más cantidad de la que el hijos les vaya a pasar lo mismo. La organismo es capaz de asimilar. De mejor manera de cuidarlos es edu- hecho, el principal problema que ex- cándolos para que se cuiden. perimentan son las borracheras.8
    • Los padres deben revisar primero sus propias actitudes 4. EL PAPEL DE LOSante el alcohol ya que influyen en el consumo de los PADREShijos. Por ejemplo: algunos padres tienden a quitarimportancia al consumo de los hijos sobre la base deque ellos también “pasaron por ahí” o han asumidoque beber forma parte del “territorio joven” y sobre elque sienten haber perdido parte del control. Esta guíanace con la intención de recuperar ese control y abrirla posibilidad a que los padres se conviertan en pilaresactivos de una buena educación sobre el alcohol paralos hijos e hijas.Educar en la responsabilidadLa relación entre padres y adolescentes es unarelación educativa de forma que podemos abordar eltema del consumo de alcohol y drogas en la medidaen que éste se enmarca dentro de una perspectivaglobal de educación: transmisión de valores, normas yprincipios, pero también de actitudes de autoconfianzay de capacidad crítica para aprender a decidir. Nuestratarea pasa por la comunicación, la confianza y ladisposición para acompañarlos hacia su autonomía yresponsabilidad. 9
    • ¿Qué podemos hacer? • Expresa confianza y favorece que, tareas que hay que hacer... Ahora poco a poco, tome sus propias bien, ciertos límites pueden ser decisiones con la posibilidad de innegociables como, por ejemplo, hacerse responsable de sus aciertos, el respeto. así como de sus errores. Tiene • Sé firme en las normas pactadas, derecho a equivocarse y aprender aquellas que son fundamentales. de los errores. Quizás intentará saltárselas y • Sé crítico con la actitud de tu deberemos volverlas a razonar, hijo/a: esto implica reconocerle negociar y restablecer el compromiso. tanto los aciertos como los errores • Reconoce su capacidad para y proyectarle una imagen real y sin entender situaciones complejas y distorsiones. tomar decisiones. No olvides que • No juzgues como problemático/a, nuestra acción educativa como conflictivo/a, desafortunado/a, etc., padres está orientada a favorecer al/la joven en su globalidad (por su autonomía. ejemplo, “eres un irresponsable”). • Refuerza y anímale en aquellas Intenta abrir las puertas del cambio cosas que son de su interés o evaluando como problemático, que hace bien. No podemos conflictivo, desafortunado, un centrar nuestra relación solamente comportamiento en concreto (por en corregir sus errores. Ellos ejemplo, “tu comportamiento de construyen su futuro en gran ahora está siendo irresponsable”). medida a partir de aquellas De esta forma, estarás haciendo una cosas que hacen que se sientan invitación al cambio de conducta y estimados y valorados. a la reflexión del/la adolescente. • Respeta su intimidad. La necesitan • Ayuda a que integre normas y límites. y tienen derecho a ella. No nos lo No les ayudaremos si cedemos explicarán todo, como tampoco siempre y de manera inmediata nosotros se lo explicamos todo a a sus deseos. Nos corresponde ellos/as. darles aquello que necesitan y no todo aquello que nos piden. No te • Sé cuidadoso/a con tus propias desentiendas a la hora de actuar actitudes y procura que haya para evitar el conflicto. Aunque nos coherencia entre lo que dices y lo que podamos equivocar, siempre será haces. Reconoce e intenta minimizar mejor que no hacer nada. tus propias contradicciones. Los/ as adolescentes con frecuencia • Pacta en casa unas normas que aprenden más a partir de lo que ven impliquen el compromiso y la que a partir de lo que se les dice. responsabilidad: salidas, horarios,10
    • Favorezcamos el pensamiento críticoComo padres podemos destacar el valor de no beberjunto con un respeto por las opciones responsablesdel/la joven (“me preocupa que bebas y preferiría queevitases riesgos innecesarios pero soy consciente deque, a pesar de mis deseos, eres tú quien decidirá”).Por esto es importante que les proporcionemos unainformación creíble y recursos para darles seguridady disminuir los riesgos (“por encima de todo, recuerdarespetar tus compromisos, dar prioridad a aquelloque es importante y útil para tu futuro... y si bebes: séprudente en el consumo y moderado con tus fiestas,no tomes otras drogas y no olvides que tu felicidad yseguridad es lo que más me importa”).La decisión de beber o no, con frecuencia, se toma enciertos espacios y acompañado de ciertas personas(conocidos, amigos...) donde beber puede suponer unaoportunidad para pasarlo bien y/o sentirse integrado.Para decidir, como en todo, los adolescentes tienen quedisponer de un discurso crítico y sentirse cómodo conla opción personal elegida. Los mensajes que lanzamosa nuestros hijos basados simplemente en el “NO” noson suficientes ni efectivos. Nosotros/as no estaremospresentes cuando ellos tengan que elegir una opciónpor sí mismos delante de la posibilidad de beber. 11
    • ¿Qué podemos hacer? • Atender de forma prioritaria a la reflexión y aportar nuevas o la adolescencia del hijo/a antes diferentes maneras de entender el que preocuparnos por si bebe. consumo de alcohol. Podemos ocuparnos del consumo • Hay que poner el énfasis en el de alcohol si antes nos hemos diálogo para ofrecer una mira- ocupado y nos ocupamos de su da comprensiva a las diversas felicidad, de si se siente bien, de situaciones por las cuales el cómo se lo pasa, de sus aficiones. adolescente transita. Dialogar Contar con un buen clima de no es sólo hablar, sino que lo comunicación, y si lo hemos más importante del diálogo es favorecido desde años atrás, nos escuchar y comprender. permitirá hablar del alcohol cuando lo consideremos necesario. • Transmite una idea de abstinencia o prudencia hacia el consumo de • Evitar hablar del alcohol y las drogas, alcohol. Beber alcohol conlleva sus hacer de ellas un tabú, no las riesgos. Expresa tu preocupación elimina ni tampoco las posibilidades por él/ella, por su vida, el deseo e de que los jóvenes se enfrenten a interés por su seguridad y felicidad. ellas tarde o temprano. Lo que se consigue con el silencio es atrofiar • Cuestiona el consumo de alcohol la capacidad crítica y la solvencia de algunos adultos. Beber no es del/la joven para desarrollarse con sólo algo de jóvenes. garantías y eficacia delante de • Procura aportar información clara estas situaciones. y real. Puedes hacer uso de ser- • Para ayudar a reflexionar de manera vicios especializados que pueden crítica no hay que excederse en responder a tus dudas. Al final de el deseo de ayudarles. Más que esta guía tienes algunas direccio- vigilancia continua, lo que los/as nes útiles. hijos/as demandan de los padres y madres es que estén en disposición de comunicar y compartir. • Puedes sacar el tema en casa, sin suspicacias, aprovechando noticias, programas de televisión, cosas observadas... Le preguntaremos su opinión, sin juicios previos, y escucharemos con interés para aportar opiniones y cuestiones que favorezcan12
    • Debemos evitar • Interrogar insistentemente si piensa beber o si ha bebido, ya que puede situar a nuestro hijo o hija a la defensiva. Preferiblemente pediremos su opinión: cómo beben ciertos jóvenes en la actualidad, qué riesgos observa en el alcohol, qué piensa de ciertas formas de beber... • Discutir y caer en una confrontación excesiva ya que podría favorecer posiciones de identificación en el/la adolescente en defensa del alcohol y su consumo. • Desautorizar o culpabilizar de forma permanente, ya que eso daña su autoestima y la imagen que tiene de si mismo de forma que pueden inclinarse por inhibirse o limitarse bajo la premisa de “Total para qué, si siempre lo hago mal y me echan la bronca”. 13
    • ¿Cómo podemos actuar ante un el hecho de sentirse enfadado/a posible consumo de alcohol y/o son contraproducentes: provocan drogas? defensividad y aumentan la resistencia al cambio. • Ante cualquier experimentación o mala experiencia puntual con el • Dialogar para conocer qué circuns- consumo de alcohol, tratarlo como tancias o motivos le han llevado a lo que es, algo excepcional, que se consumir, y de qué tipo de con- puede evitar en un futuro. No tiene sumo se trata. No todos los con- por qué indicar un problema con el sumos tienen la misma gravedad alcohol. (depende de la sustancia, la fre- cuencia, el contexto, la finalidad...). • Es importante evitar los registros Saber si el consumo es esporádico de ropa y de su habitación, los o habitual, qué información tiene y interrogatorios a los amigos y cómo observa los riesgos de con- amigas... Hacer de detective o sumir. perseguir al hijo/a puede provocar un aumento de la distancia con • Contemplar la realidad del joven los padres. Es preferible hablar adolescente: intereses, ocupacio- directamente con él/ella de forma nes, cómo se relaciona, sus ami- tranquila y, en un espacio cómodo gos... Valorar su conducta general: e íntimo, exponer lo que nos ¿ha habido indicios de otros pro- preocupa y escuchar su opinión. blemas o es éste un hecho pun- tual? • Escoger un momento para hablar de manera serena y razonada, y • Fomentar que tomen conciencia y evitar intervenir de forma precipi- aprendan de las malas experiencias. tada, llevados por la urgencia, la Nos ayudarán a establecer mejor angustia o la rabia. Mejor dejar pa- confianza y a ser reconocidos sar los primeros momentos, los de como referentes accesibles a los más alteración, con tal de procurar que solicitar ayuda. un clima adecuado en el que se • Pedir información y asesoramiento pueda dialogar; una relación dis- a algún profesional o persona de tendida y relajada, sin “víctimas” ni referencia nos ayudará a poder “culpables” es imprescindible para valorar de forma más objetiva el asentar las bases de un auténtico consumo y determinar qué pautas diálogo. podemos seguir en cada situación. • Orientar la intervención hacia una opción colaboradora y reflexiva que exprese preocupación por los efectos que podría tener el consumo. Las discusiones por14
    • 15
    • DIRECCIONES ÚTILES: Concejalía de drogodependencias. Prevención comunitaria de adicciones. Programa “Mijas ante las drogas”. C/ San Alfonso, s/n Las Lagunas, Mijas Costa. Telf.: 952581479 / 638138763 • drogodependencia@mijas.es Energy Control (Asociación Bienestar y Desarrollo). C/ Garzón 1 Bajo, 29200 Antequera. Telf.: 952 84 04 92 • andalucia@energycontrol.org Teléfono de información sobre drogas y adicciones. Consejería para la Igualdad y Bienestar Social. 900 84 50 40