• Share
  • Email
  • Embed
  • Like
  • Save
  • Private Content
Disturbios en Chiclayo...
 

Disturbios en Chiclayo...

on

  • 1,475 views

Un relato histórico sobre los disturbios en la Ciudad de Chiclayo...Fue recreado por el narrador Miguel Ángel Díaz Torres.

Un relato histórico sobre los disturbios en la Ciudad de Chiclayo...Fue recreado por el narrador Miguel Ángel Díaz Torres.

Statistics

Views

Total Views
1,475
Views on SlideShare
1,471
Embed Views
4

Actions

Likes
0
Downloads
2
Comments
0

1 Embed 4

http://mj89sp3sau2k7lj1eg3k40hkeppguj6j-a-sites-opensocial.googleusercontent.com 4

Accessibility

Categories

Upload Details

Uploaded via as Adobe PDF

Usage Rights

© All Rights Reserved

Report content

Flagged as inappropriate Flag as inappropriate
Flag as inappropriate

Select your reason for flagging this presentation as inappropriate.

Cancel
  • Full Name Full Name Comment goes here.
    Are you sure you want to
    Your message goes here
    Processing…
Post Comment
Edit your comment

    Disturbios en Chiclayo... Disturbios en Chiclayo... Document Transcript

    • Disturbios en Chiclayo – Miguel Ángel Díaz Torres 2012 Disturbios en Chiclayo (1919) Miguel Ángel Díaz TorresPrólogoLas páginas de la historia del Perú, registran tanto los movimientos antifiscales, como losmovimientos anti agrarios y los movimientos antirreligiosos. La historia del departamento deLambayeque no es una excepción. También en éstas tierras yungas se han dado los tres tiposde movimientos antes citados.Estos movimientos, conocidos también con los nombres de revuelta, tumulto, protesta,rebelión, levantamiento, conjura, convulsión, insurrección, alzamiento, motín, asonada,estallido, etc. generalmente se produjeron en el siglo XVIII y a comienzos del XIX, es decir, enla época colonial.Por nuestra parte hemos podido registrar hasta dieciséis alzamientos producidos en elantiguo corregimiento de Saña (época Colonial), convertido después en Partido deLambayeque (época de la Emancipación) y conocido hoy día como Departamento deLambayeque (época Republicana), comprendidos entre 1737 a 1804. Ellos son.Indiscutiblemente que éste es un listado provisional, donde impera las protestas antiagrarias,la cuales llegan a diez. Ello porque el departamento de Lambayeque es una zonaeminentemente agraria, de vida campesina y de costumbres rurales. En el listado también se 1 CONGLOMERADO CULTURAL: "PROMOVIENDO LA INTEGRACIÓN DE CREADORES"
    • Disturbios en Chiclayo – Miguel Ángel Díaz Torres 2012menciona a tres movimientos antitributarios, así como tres movimientos anticlericales. Todasestas revueltas, se caracterizaron porque fueron espontáneas, locales y breves en su duración.Su área de influencia fue estrictamente local, circunscrita a una determinada ciudad, por loque fue efímera, fugaz, rápida, transitoria, además de su carácter espontaneista, entusiasta,del momento. Es por éstas razones que fueron sofocadas rápidamente, es decir, no tuvieronvigencia ni permanencia prolongada.En lo que respecta a los movimientos anticlericales coloniales, la historiadora O"Phelan Godoyen su trabajo "El norte y las revueltas anticlericales del siglo XVIII", nos dice que lascontradicciones, roces, conflictos y luchas que se dieron entre el clero y la masa indígena,obedece a tres niveles o razones:1. Por los servicios personales no remunerados a la población indígena, que contraía deudascon el clero, cuya contribución consistía en trabajo y en especie.2. Por cobros indebidos, exigiendo el clero un pago mayor a lo estipulado, tanto en diezmoscomo en primicias y en derechos parroquiales.3. Por intentos de expropiación de tierras y riegos a las comunidades indígenas, lo cualpermitía la disminución de la capacidad económica de la población indígena y su posibilidadde hacer frente a los cobros fiscales y eclesiásticos, a los cuales la comunidad de hallabasujeta.La misma investigadora, nos agrega que este conjunto de abusos (servicios personales noremunerados, cobros indebidos y expropiación de tierras y aguas) no se daban aislados. Muypor el contrario, guardaban una íntima relación entre sí, ya que su finalidad era buscar unamayor rentabilidad, una mayor extensión territorial de todas las propiedades agrarias enmanos de clérigos y elevar el nivel de productividad de las haciendas manejadas por losreligiosos. De esta manera, los sacerdotes-hacendados, y a la vez ,incrementaron sus derechosparroquiales que cobraban a los feligreses, en calidad de sacerdotes.Efectivamente, otra historiadora, Susan Ramírez Horton, al realizar un estudio sobre el vallede Lambayeque, ha demostrado que el clero, es decir, los sacerdotes, eran los propietarios delos ingenios azucareros, como: Calupe, La Punta, Pomalca, Luya y Sipán. Además, hademostrado que de 18 hacendados existentes en el Valle de Lambayeque, entre 1720 a 1800,50% eran mercaderes, 30% clérigos y 20% burócratas.Ahora bien, durante la época republicana siguieron produciéndose esta clase de disturbios envarias ciudades del departamento lambayecano. Así, por ejemplo; en 1910 en la ciudad deFerreñafe, se produjo un movimiento campesino comandado por el cura ferreñafano ManuelCasimiro Chumán Velásquez. Y en lo que respecta a los disturbios anticlericales, tenemos lossiguientes: en Chiclayo (1919); en Motupe (1972), en ciudad Eten (1981) y en Monsefú (1960 y1989). En todos y cada uno de ellos se dieron una serie de conflictos, roces, desavenencias ypeleas entre las hermandades, comités, comisiones o sociedades de la fiesta patronal y elpárroco del lugar. Indiscutiblemente que el conflicto que tuvo una mayor resonancia fue elque estalló en Motupe a raíz de la constitución de la "Comisión Multisectorial de la Cruz de 2 CONGLOMERADO CULTURAL: "PROMOVIENDO LA INTEGRACIÓN DE CREADORES"
    • Disturbios en Chiclayo – Miguel Ángel Díaz Torres 2012Chalpón", la que se encargó de la administración y distribución del dinero (producto de laslimosnas aportadas por los feligreses), desplazando al párroco y por tanto al Obispado de laDiócesis de Chiclayo. "Desde entonces se empezaron en colaboración con el ConcejoMunicipal, aportaciones económicas para el progreso de la ciudad y a realizar una cierta laborsocial. Con ésta fundación privaron al párroco del derecho de mando, pues él ya no erapresidente y menos tenía posibilidad de nombrar a los miembros de la organización", nos haescrito Bern Schmelz.Por su parte Luis Castro Capuñay, nos informa que "el incidente producido entre el clero-siendo el directo responsable el ex párroco Víctor M. Pereda- y el pueblo de Monsefú,repercutió en todo el territorio nacional y aún traspasó los límites de nuestra patria…" Elpueblo se sacudió de ese mal sacerdote, cobrando exorbitantes cantidades de dinero por suservicio (misas); además por su forma grosera con que atacaba a los feligreses desde elpúlpito; por apoderarse de los bienes de la iglesia, las limosnas y muchas otras cosas, elpueblo entró en ira y se levantó en protesta. Esta actitud de la ciudadanía de Monsefú fuejusta".Y en lo que respecta a los disturbios anticlericales suscitados en Chiclayo en 1919, diremosque tiene una connotación especial; hubo enfrentamientos con la policía, llamados gendarmeanteriormente, dando como resultado dos muertos y cinco heridos. Esta acción sangrientaconstituyó una consecuencia lógica del enfrentamiento entre los curas franceses CiprianoCasimir, León Bon y Dionisio Jonneretop con la feligresía chiclayana por haber aumentado lastarifas por los servicios religiosos (misas, bautizos, entierros y otros), aparte de otrasacusaciones como la desaparición de la pila de cobre del bautisterio, el cobre de las puertasdel templo, el Pelicano que guardaba la custodia, cosas y objetos que pertenecían a la iglesiaMatriz, destruida posteriormente en 1961, durante el gobierno municipal del señor CarlosCastañeda Iparraguirre.Una segunda connotación se centra en que el caso de los sacerdotes franceses llegó hasta losTribunales de Justicia, debido a las lesiones, golpes y heridas que sufrieron por parte delgentío en la Estación del Ferrocarril. Ello nos está indicando la gravedad de los disturbioscausados precisamente un día de Viernes Santo como lo fue el 18 de Abril de 1919,coincidente con la fecha cívica del aniversario de Chiclayo al ser elevado a la categoría deProvincia un 18 de Abril de 1835 por el General Felipe Santiago Salaverry.Una tercera característica que extraeremos del trabajo, radica que fue publicado por unperiódico anarquista como "La Abeja", cuyo director fue don Manuel Uchofen Patazca y queapareció en la escena política chiclayana desde 1909, teniendo su vigencia hasta 1920.Uchofen fue ebanista y como militante del anarquismo fue anticlerical. Es por ello que en superiódico "La Abeja" va a emprender una campaña contra los sacerdotes franceses. En pocaspalabras, pone de manifiesto su carácter antirreligioso.Finalmente, en los cuatro Anexos que nos ofrece el autor, donde se registran cuatro poesíasde carácter popular, aparecidas las tres primeras en el periódico "La Abeja" y la última en elperiódico el "Diablo Predicador", nos está reiterando el espíritu creador, festivo, alegre,satírico, sarcástico, humorista del poblador norteño y del habitante chiclayano. 3 CONGLOMERADO CULTURAL: "PROMOVIENDO LA INTEGRACIÓN DE CREADORES"
    • Disturbios en Chiclayo – Miguel Ángel Díaz Torres 2012Es una lástima, conforme lo expresa el autor, que no se disponga de una mayor informaciónpara conocer más detalles del conflicto anticlerical de Chiclayo en 1919. Ello no niega lasimportantes informaciones que nos trae el trabajo de Miguel Ángel Díaz Torres, que unidos alos movimientos anticlericales que hemos registrado y que se dan a conocer en estas páginasprologales, permitirían tener una visión más global de los pueblos del departamento deLambayeque en ésta clase de conflictos.Por último, hay que felicitar a Miguel Ángel Díaz Torres, por su empeño en seguir hurgandoarchivos, papelerías y periódicos antiguos para darnos a conocer una parte de la historia delChiclayo de ayer, con el propósito de ir rescatando la memoria histórica del pueblo chiclayanoen su conjunto. NO olvidemos que pese a que no es un historiador académico o profesional,en 1993 nos escribió un trabajo titulado "Del Chiclayo que se fue" y en el presente año nos daa conocer la actual publicación "Disturbios en Chiclayo (1919)", así como para próximamenteel documento "Pepe x Lata" (Selección de correspondencia de José Arana Cuadra con JoséVicente Rázuri). Chiclayo, Setiembre de 1994 Pedro Delgado Rosado 4 CONGLOMERADO CULTURAL: "PROMOVIENDO LA INTEGRACIÓN DE CREADORES"
    • Disturbios en Chiclayo – Miguel Ángel Díaz Torres 2012 Disturbios en Chiclayo (1919)En las innumerables visitas que efectué al gran periodista chiclayano José Arana Cuadra, alque me unió una gran amistad, tuve la oportunidad de grabar tres cintas magnetofónicas conrecuerdos de su infancia y juventud del Chiclayo que él conoció, las que en homenajepóstumo a su persona publiqué en un folleto e Marzo de 1993 con el título "Del Chiclayo quese fue", siendo dentro de estos relatos que Don Pepe Arana Cuadra da a conocer aspectosreferentes a los hechos motivo del presente trabajo:"No me acuerdo con precisión, pero creo que fue el año 19 que vinieron a Chiclayo tres curasfranceses, uno de ellos se apellidaba Casmir, estos curas comienzan a hacer innovaciones; amodernizar la Iglesia para así cambiar la faz de la religión que el pueblo la había convertidoen idolatría. Eso trajo como consecuencia una reacción popular, no querían que se tocara laIglesia, los que dirigían la campaña eran dos periódicos: "La Abeja" de Don Manuel UchofenP. y el "Zepellin", que era Semanario del hijo de Uchofen: Manuel Uchofen Espinoza…Seprodujo una reacción general popular y querían matar a los curas… cuando en eso ¡Bran! unadescarga de fusilería… Hubo varios muertos, peor la gente se enardeció más, ese díaabandonaron la manifestación y se citan para el sepelio. Era una multitud con los ataúdes yvinieron a la Prefectura a protestar…para esto, los curas aprovecharon para escapar y fuerona embarcarse en el tren para Eten, cuando alguien da el aviso que los curas se escapan, ahí seme pierde en el recuerdo…"La impresión que me causó tal relato, fue motivo para preguntarme ¿cuáles fueron losdetalles de este acontecimiento? ¿Qué grado de exactitud había en el relato?...por lo que meinteresé en investigar al respecto, obteniendo el siguiente resultado, que no es definitivo,pero como un avance doy a conocer.Son pocas las fuentes escritas que documentan estos hechos que conmocionaron a la ciudadapacible de Chiclayo en la segunda década del presente siglo. Al respecto hemos podidoubicar algunas ediciones del periódico "La Abeja", "El tiempo, "El Diablo Predicador". (Lachispa y la picardía chiclayana se encargan mediante versos de corte festivo y satíricopublicadas en la Abeja y el Diablo Predicador de dar a conocer estos hechos. Por suimportancia en mostrarnos el ingenio criollo del chiclayano, los transcribo íntegramente enlos ANEXOS 1-2-3-4). Así mismo he podido consultar la Revista Centenaria 1935 y elexpediente sobre uno de los juicios que se abrieron al respecto, habiendo cumplido un papelimportante el Archivo Departamental de Lambayeque, ya que en él se conserva parte de estasfuentes escritas.Existe una suerte de "Versión Oficial" y de "Versión Pueblerina" de los hechos a los en ningúncaso nos inclinamos, sólo examinaremos la interacción de los hechos y trataré de explicarlos. 5 CONGLOMERADO CULTURAL: "PROMOVIENDO LA INTEGRACIÓN DE CREADORES"
    • Disturbios en Chiclayo – Miguel Ángel Díaz Torres 2012 Primeras noticiasEl primer indicio sobre la llegada de los sacerdotes franceses Jesuitas de San Ignacio deLoyola, lo da "La Abeja", el 08 de Junio de 1913 con la nota titulada "¡Alerta!, Sacerdotesextranjeros como párrocos de Chiclayo" en la que sale en defensa de los sacerdotes salientes;Villavicencio y Torres, aunque la tendencia del periódico era anticlerical "Peruanos, para darlea los expulsados de Francia"(sic.) Culpando al Obispo de Trujillo y reclamando de la primeraautoridad, acción. "Como lo hizo el Dr. Leguía y Martínez cuando fue Prefecto de Piura, queno dejó ejercer el ministerio a los Redentoristas"( sic.)Una vez instalados los sacerdotes en Chiclayo, los ataques de "La Abeja" continuaron con lanota "Una amenaza terrible" (15-06-13) en la que hacen saber que con los nuevos sacerdotesse ha incrementado las tarifas por bautizo, entierro y otros, transcribiendo un recibo firmadopor Cipriano Casmir; en otras palabras, su campaña anticlerical la sustenta con algunoscambios que se dan con los nuevos sacerdotes a los que se añade su condición de extranjeros,notándose lo que a mi parecer sería una especie de anticlericalismo disfrazado de xenofobiaya que a pesar de ser libre pensador, se muestra defensora de los clérigos cuando escribe."… dado que para ello se han propuesto cobrar más caro todo, que nuestros sacerdotesperuanos".De 1913 a 1918 existe un vacío de cinco años ya que no he ubicado ediciones de periódicos dela época aunque es lógico pensar que durante ese lapso de tiempo "La Abeja" continuó susataques contra los sacerdotes franceses Cipriano Casimir, León Bon y Dionisio Jonneretop.Cuando nos reencontramos con ediciones posteriores de "La Abeja", las acusaciones sonmucho más serias, sobre su conducta, la desaparición de los objetos de la iglesia, como la Pilade cobre del Bautisterio, el cobre de las puertas del templo, el Pelícano que encerraba laCustodia, además publica."Hoy llega a nuestro conocimiento que la elegante Urna que regaló Don Manuel Arizola, setrata de vender a Ferreñafe, ¿Qué derecho tienen éstos frailes para venir a hacer fortuna conenseres de nuestro templo?... hay que seguir el ejemplo de los vecinos de Picsi que cuando sefueron a traer las campanas, los sacaron a paso de polca". (27-03-1918).Semana después "La Abeja" en su publicación del 24 de abril da mayores datos y señala quelos objetos de cobre han sido fundidos en la Fundición de Don Plácido Arreguí y hace unllamado a las autoridades para realizar las investigaciones ante las repetidas denuncias de laprensa. Cabe señalar que no he ubicado otro periódico o fuente que pueda confirmar éstasdenuncias. 6 CONGLOMERADO CULTURAL: "PROMOVIENDO LA INTEGRACIÓN DE CREADORES"
    • Disturbios en Chiclayo – Miguel Ángel Díaz Torres 2012 Los hechosEl viernes 18 de Abril de 1919, Viernes Santo, amanecieron cerradas las puertas de la IglesiaMatriz por orden de los sacerdotes con lo que se impidió el ingreso de los fieles en lasFestividades del Santo Sepulcro ("El Tiempo" 19-04-19).La muchedumbre exaltada por el hecho, se dirige a protestar ante las autoridades,encontrándose frente a las fuerza policiales al mando del Mayor de Guardia; Oscar Cacho (hijodel Prefecto Guillermo Mauro Cacho) y el Oficial de Policía Saavedra, así como con el piquetede gendarmes comandado por el Teniente Octavio R. Cabrera y el Oficial Manuel Galván ("ElTiempo" 19-04-19) detallando lo que sucedió a continuación:"Apostados en la puerta del Patronato, reciben a balazos al indefenso pueblo. A consecuenciade los disparos fallecieron Joaquín Carrillo (19), Eleuterio Seclén (26), resultando heridos:Vicente Chimpén, Fidel Gayoso y Juan Gonzales. Un vecino de Chiclayo Chiquito afirma habervisto al Subprefecto con fusil en mano, quien al ser preguntado sobre esa actitud, dijo que elfusil era de un soldado que se lo había alcanzado. Según afirmó el Prefecto que en medio dela multitud se escuchó el grito de VIVA LEGUÍA y que esa marcha parecía tener un carácterpolítico…Se manifestó que el Mayor de Guardia Oscar Cacho, descargó un sablazo sobre un jovenapellidado Morales, quien evitó el golpe, rompiéndose el sable a chocar con una ventana;como prueba mostró la punta del sable roto… El Prefecto ha querido encubrir los muertos ydice que las fuerzas policiales hicieron uso de sus armas en vista que el pueblo habíadesarmado a un guardia y herido a tres".Años después la Revista Centenaria (1935) en la pequeña nota que le dedica a este sucesodice lo siguiente: "La actitud policial fue censurada. Parece que el abaleamiento del pueblo seprodujo por la nerviosidad del Mayor de Guardia, don Oscar Cacho, hijo del Prefecto ,y delSub prefecto, don Alfredo León Prado y Rivero…"Esto motiva que al día siguiente, el Prefecto Cacho, dirija comunicación al médico titular delCercado, poniendo a su disposición a los Gendarmes Guillermo Salazar y Manuel VelásquezRoque, heridos y contusos en el tumulto y desordenes populares de la noche anterior con elfin de reconocerlos y prescribir la curación correspondiente entregando el Certificado de Ley(Libro copiador de la Prefectura Nº 172 fojas 12)."El Tiempo" en su siguiente edición (20/04/19) nos relata lo que siguió al día de losdisturbios:"Una comisión de la cual era miembro el señor Lorenzo Orrego, se dirigió a los centros detrabajo, para pedir el cese de las labores con el fin de que los trabajadores asistan al sepeliode las víctimas que habían sido asesinadas por los plomos de los gendarmes.El Parque se encontraba rodeado por las tropas del Batallón número 1 que había sidoreforzado con 100 hombres más, impidiendo la entrada a éste; dejando únicamente laentrada por la Av. Balta, por la cual el pueblo logró hacer su ingreso y reunirse con cerca de 7 CONGLOMERADO CULTURAL: "PROMOVIENDO LA INTEGRACIÓN DE CREADORES"
    • Disturbios en Chiclayo – Miguel Ángel Díaz Torres 20122,500 obreros que allí se encontraban. Se escucharon las palabras del Dr. Orrego, quemanifestaba que el objeto de este acto no solo era acompañar a los caídos villanamenteasesinados, sino protestar ante las autoridades de los crímenes cometidos.Al pasar el cortejo fúnebre por la Prefectura, la autoridad de ésta, dirigió un discurso, en elque trata de ser amigable con el pueblo y presentándose como inocente ante los hechosocurridos. El señor Fernández Oliva dirigió la palabra al Prefecto y en nombre del pueblo deChiclayo, pide justicia para los caídos y sanción para los responsables que serían las mismasautoridades".El mismo día del entierro de las víctimas, los sacerdotes franceses Cipriano Casimir, León Bóny Diosnisio Jonneretop, fueron expulsados de la ciudad a las dos de la tarde, siendogolpeados y heridos por una turba de gente en la Estación del Ferrocarril.Por todo lo acontecido, el señor Juez del Crimen, solicita al Prefecto la comparecencia de losoficiales de gendarmes y la policía que mandaban la noche de los sucesos a fin de quedeclaren en el JUICIO que se ha iniciado por motín, homicidio y lesiones producidas en lanoche citada al Teniente Cabrera, Oficial Galvan, Capitán Luis M. del Risso y los gendarmesGuillermo Salazar F. y Manuel Velásquez Roque que se asegura están lesionados (Librocopiado de la Prefectura Nº 172 fojas 15).Sobre este juicio no he podido ubicar el Expediente respectivo aunque si se ha ubicado elexpediente en el que el 28 de abril de 1919 se abrió proceso de oficio: CONTRADESCONOCIDOS POR LESIoNES Y MALTRATOS EN LA PERSONA DE LOS SACERDOTES: DONCIPRIANO CASIMIR, LEON BON Y DIONISIO JONNERETOP. Actuando como Juez del Crimen,el Dr. Augusto R. Llontop, como Actuario F. Octavio Seclen (Escribano del Crimen) Nº 668 defojas 20.Se pidió el informe del Oficial que se encontraba en la Estación del Ferrocarril, en el momentode los hechos, el cual es escueto y no brinda dato alguno a la investigación. Al no encontrarselos sacerdotes en Chiclayo y sabiendo que habían desembarcado en Salaverry, solicitan alJuez del Crimen de Trujillo, el exhorto de la certificación de las lesiones que se dice hansufrido los sacerdotes, ya que suponían se encontraban en esa, pero como se supo que yahabían viajado a Lima, se pidió el exhorto de lo mismo al Juez de Primera Instancia del Callao,el cual después de varias reiteraciones del pedido, contesta que nunca recibió dicho exhorto(no existe en el Expediente documento alguno que demuestre el envío del mismo por dichoJuez).El 05 de Julio de 1920, después de más de un año de apertura del Proceso, el señor BernardoCheca, informa lo siguiente:"Señor Juez:… Estando vencidos más de los 75 días que señala el Art. 44 de Código de Procedimientos enmateria criminal… no ha sido posible comprobar la existencia de los delitos perpetrados en lapersona de Cipriano Casimir, León Bon y Dionisio Jonneretop, por haberse ausentado éstos 8 CONGLOMERADO CULTURAL: "PROMOVIENDO LA INTEGRACIÓN DE CREADORES"
    • Disturbios en Chiclayo – Miguel Ángel Díaz Torres 2012agraviados inmediatamente de realizados los delitos y haber sido imposible que losreconozcan los peritos en el lugar donde estaban residiendo.También ha sido imposible descubrir a los autores de los delitos mencionados… no habiendocuerpo del delito que acredite la existencia de las lesiones inferidas a los sacerdotes … ni datoque conduzca a la investigación de los autores desconocidos de esos delitos, este Ministerioopina: Por que se declare por el Juzgado que no procede el enjuiciamiento contra los autoresdesconocidos de los delitos de lesiones y maltratos que se ocupa la denuncia de Fojas uno ypor tanto retiro la acusación interpuesta contra dichos enjuiciados desconocidos…"El 21 de enero de 1921, se mandó archivar definitivamente el Expediente con aviso del JuezInstructor (El Expediente va acompañado de dos fotografías, una de las cuales poseo un pocomás deteriorada que la existente en el Expediente, la cual, ilustra la portada de este folleto,fotografías mediante las cuales se pensaba identificar a los autores desconocidos quelesionaron y maltrataron a los sacerdotes).A pesar de que los sacerdotes ya no estaban en el país, el ingenio criollo del Chiclayanovuelve a publicar unos versos al respecto en "El Diablo Predicador" Semanario políticosatírico, humorístico (ver Anexo Nº 4) 9 CONGLOMERADO CULTURAL: "PROMOVIENDO LA INTEGRACIÓN DE CREADORES"
    • Disturbios en Chiclayo – Miguel Ángel Díaz Torres 2012 A modo de comentarioEste acontecimiento, cuya reconstrucción se ha hecho en base al escaso material encontrado,lleva a preguntarse ¿Cuánto de verdad existe en las denuncias de "La "Abeja"? o si solo fueparte de la anticlerical campaña de dicho periódico, dada su tendencia ya mencionada, así enalgún momento sale en defensa de los sacerdote peruanos, quienes se suponen también eransus contrarios, tal vez tácticamente porque era necesario defenderlos para lograr un mayorrespaldo popular.A inicios de siglo, existía una corriente doctrinaria a favor del libre pensamiento, quereclamaba para la razón individual, independencia absoluta en todo dogma religioso; uno desus máximos exponentes en el Perú era el Dr. Christian Dam (1852-1920) dirigente de laMasonería, cuya obra más representativa "Los Jesuitas en el Perú" (Libro contra esa OrdenReligiosa) aquí en Chiclayo tenía como uno de los más fervientes seguidores a Don ManuelUchofen P. carpintero de profesión, quien fundó el periódico "La Abeja" denominado en susinicios como "Semanario social, político y satírico-Órgano de los Obreros" (1910)denominación a la que se le suprimió el adjetivo Satírico"(El historiador Jorge ZevallosQuiñones en "La Imprenta de Lambayeque" (1947) lo designa como "Periódico de Combate".Notándose desde sus inicios su tendencia libre pensadora como se aprecia tanto en losartículos como en la propaganda publica."Fray Simplón – Es el mejor periódico que se edita en Sud América, contra el civilismo y elclero, con sus caricaturas festivas, con sus acertados artículos, con su sátira y con su crítica.Agente en Chiclayo, Sr. Manuel Uchofen…"Teniendo además una sección expresamente libre pensadora, con artículos enviados porTomás R. Pardal desde Lima, como los titulados ¡Fuera Frailes! y ¡Fanatismo!, a los cuales lesda las primeras páginas (La Abeja Nº 7 y 8 de 1910).Ya para 1912(edición de 02 de Septiembre), Don Manuel Uchofen al escribir sobre el Dr. Dam,le manifiesta su plena adhesión:"… he ahí que nosotros nos hemos convertido en sus discípulos para combatir ese fanatismomentiroso que sostienen los clérigos y frailes…"Pese a todo, la sola campaña de "La Abeja", no podría explicar a cabalidad la explosiónpopular contra los sacerdotes franceses. Las fiestas religiosas lejos de ser una exigenciaimpuesta por la iglesia, llegaron a tener profundas raíces en el pueblo, el fervor religioso de lamayoría de los fieles los cuales eran obreros y campesinos, se ve afectada por la actitudtomada por el párroco Casimir de no seguir cumpliendo con prácticas secularmenteaceptadas, mezcla de religiosidad popular y religión oficial. _Sin embargo no fueron losúnicos ni los primeros en tratar de introducir cambios notables en la práctica religiosa.Ya a comienzos del siglo, la prohibición de ciertas costumbres religiosas se da, como las relataBruning en una de sus libretas de apuntes. 10 CONGLOMERADO CULTURAL: "PROMOVIENDO LA INTEGRACIÓN DE CREADORES"
    • Disturbios en Chiclayo – Miguel Ángel Díaz Torres 2012"Las autoridades han prohibido este año la ida al cementerio porque esta vieja costumbretiende a refrenar el progreso del país (02-11-1905).El tercer día toda la familia va al cementerio con comidas y esteras para quedarse…" (R.Schaedel).Es de entenderse que el pueblo venía sintiendo que tanto sus creencias y prácticas ancestralesestaban siendo amenazadas, incrementándose esto por "La política de los padres CiprianoCasimir y León Bon" sic (Revista Centenaria 1935) y por la continua información negativa quesobre ellos daba "La Abeja", un periódico de amplia aceptación en los sectores populares de -Chiclayo y en especial de Monsefú y Eten de dónde venían en trenes especiales para lascelebraciones religiosas. Para esos sectores la situación llegó al extremo aquel 18 de Abril conel cierra puertas de la Iglesia Matriz.Lo que si se podría aseverar es la intención de los sacerdotes franceses de querer cambiar lascostumbres religiosas, lo que coincide con la versión de José Arana Cuadra y pareciera quedesde un año antes los sacerdotes hubieran tenido esa intención, pues en un fragmento deuna poesía publicada en "La Abeja", el año e 1918, se lee: "Dígole al pueblo aunquegruñas/de la Virgen por el manto/no hay fiesta de Viernes Santo/si yo no meto las uñas".Con respecto a los hechos ocurridos, existen vacíos como cuando el señor Juez del crimen,solicita al Prefecto la comparecencia de los Oficiales comprometidos en el hecho de sangre,faltando en la relación el nombre del hijo del Prefecto, en contradicción con la versión que da"El Tiempo" y a la nota que se publicó en la Revista Centenaria (1935) según la cual el Mayorde Guardia Oscar Cacho tuvo amplia participación.Por la forma en que suceden los hechos, da la impresión de que los problemas entre lossacerdotes y el pueblo estaba dándose en forma más seria en esos días y aquel Viernes Santoya desde la mañana se sabía a actitud de los sacerdotes y el pueblo estaba reuniéndose paraprotestar y por parte de las autoridades parecería que estaban a la espera de algúnacontecimiento ya que de otra forma no se explicaría porque "El Tiempo" informa que "losgendarmes apostados a las puerta del patronato situación que se corrobora con el elevadonúmero de fuerzas del orden.Incluso de acuerdo a la noticia que da "El Tiempo", el día posterior a los hechos, El Parque seencontraba rodeado por las Tropas del Batallón Nº 1, reforzado con 100 hombres más y elpueblo llegó a hacer su ingreso y reunirse con cerca de 2 500 obreros que allí se encontraban;una movilización de esa magnitud en un Chiclayo con no más de 15,000 habitantes,representa la protesta de todo un pueblo, notándose que al llegar refuerzos para la Tropa, lasautoridades habían percibido el problema que se les venía, ya que para esos años no era raroel disparo de armas a manifestantes por parte de las fuerzas el orden en vista de que larelación Autoridad-Gobernados era la de sumisión total y de dictadura en el poder.¿Habría algún interés político?, parecería que se aprovechó de la coyuntura religiosa ya queera año de elecciones, lo que explicaría la presencia de líderes políticos de la época como Don 11 CONGLOMERADO CULTURAL: "PROMOVIENDO LA INTEGRACIÓN DE CREADORES"
    • Disturbios en Chiclayo – Miguel Ángel Díaz Torres 2012Lorenzo Orrego Vargas, en aquellos tiempos seguidor del entonces candidato Augusto B.Leguía.Sobre el juicio que se abre contra los gendarmes y policías por Motín, Homicidio y Lesiones,no se he podido localizar a la fecha el Expediente, quedando la interrogante de su existenciaactual y la posibilidad de que en esos años manos extrañas lo sustrajeron para no dejarprueba alguna.Queda aún mucho por conocer, si se tuviera la información de otros periódicos de la época,tanto locales como de Lima, el Expediente del Juicio de los policías y gendarmes, los librosParroquiales de la Iglesia Matriz y del Obispado de Trujillo; con lo que se podría llegar a unmayor conocimiento de los sucedido. Queda como un reto para los estudiosos delDepartamento, dar a la luz mayores detalles al respecto. Miguel Ángel Díaz Torres (MIANDITO) AnexosANEXO Nº 01 FRAY CASIMIR Música de Chocolatito Me llamo Casimirito soy un cura pobrecito del Obispo soy bendito por mi mucha devoción y aunque todos los fiesteros me hagan gestos y pucheros y me miren altaneros conmigo no han de poder. Yo aprovecho la ignorancia de beatas en general para vivir regalado en la casa parroquial y así la vida la voy pasando a los incautos especulando y entre rezos y cantos Ay! que pesar si es que el platito se ha de llenar. LA ABEJA: Año VIII # 860 Chiclayo, Marzo 12 de 1918 12 CONGLOMERADO CULTURAL: "PROMOVIENDO LA INTEGRACIÓN DE CREADORES"
    • Disturbios en Chiclayo – Miguel Ángel Díaz Torres 2012ANEXO Nº 02 CANTARES DE CASINETE No serían mis ansias vanas en lo que tanto yo adoro pero a veces rabio y lloro por mamarme las campanas. Tengo bastante arrogancia y a cualquiera me lo crispo bendito soy del Obispo aunque expulsado de Francia. Mucha, muy grande es mi audacia aunque soy un mamarracho que me importa el populacho si me ama la aristocracia. Quisiera mirarte un rato mi gentil feligresita y besarte en la boquita dueño de mi Patronato. Ven que no puede vivir mi amoroso corazón ven, que muere de pasión tu curita Casinete. Soy niña, cura francés mi vida es pura y sumisa pero si, hasta en la misa meto cinco y saco diez. Dígole al pueblo; "aunque gruñas" de la Virgen por el manto no hay fiesta de Viernes Santo si yo no meto las uñas. Y pongo fin a mi canto y silencio mi vihuela vente conmigo chicuela a mi regazo que es santo. LA ABEJA: Año VIII # 861 Chiclayo, Marzo 16 de 1918 13 CONGLOMERADO CULTURAL: "PROMOVIENDO LA INTEGRACIÓN DE CREADORES"
    • Disturbios en Chiclayo – Miguel Ángel Díaz Torres 2012ANEXO Nº 03 SABATINAS Soy un curita buenmozo y de mucho rechupete yo me llamo Casinete y me creo el más dichoso. Las beatas todas son mías con ellas alejo el mal y en la casa parroquial pásome alegre los días. Con casadas y solteras felices paso las horas porque son mis protectoras como que tengo polleras. Cuando en la iglesia matríz hago alguna compostura eso es cosa muy segura que cometo algún desliz. Tengo una facha arrogante yo gasto gran diplomacia pues veo en la aristocracia la gente más ignorante. Pues nadie ve en mi semblante la vileza y la trafacia lo que hago yo es una gracia ni se creen que soy farsante. Y hasta el Obispo altanero me bendice y me sostiene y a lo malo que hago se atiene por el ansia del dinero. Yo me despido contrito con el alma bien sumisa l los espero allá en la misa para llenar el platito. LA ABEJA: Año VIII # 863 Chiclayo, Marzo 23 de 1918 14 CONGLOMERADO CULTURAL: "PROMOVIENDO LA INTEGRACIÓN DE CREADORES"
    • Disturbios en Chiclayo – Miguel Ángel Díaz Torres 2012ANEXO Nº 04 PLEGAIA DE UNA BEATA Canción triste de moda ¡Qué triste vida vamos pasando las ovejitas de este redil desde aquel día de Viernes Santo en que perdimos a Casimir! Era un curita de los que hay pocos con más virtudes que Jesucristo (?) ¡Que lo regrese pedimos locos hoy de rodillas a taita Obispo! El pobrecito que es muy buen mozo él, nos amaba con amor santo y nos quería con sumo gozo que era el encanto de mis encantos Él nos sabía comprender Y era el consuelo de mi sufrir ¡Cuando curita te podré ver! ¡Curita mío mi Casimir! Triste es la vida sin los curitas que les contaba la vida ajena con mi carita del alma contrita me encuentro triste, como alma en pena. ¡Padre Dionisio, Padre León Bon! pasamos triste el mes de Mayo consuele pronto mi corazón regrese pronto, pronto a Chiclayo Soy pajarillo que vivo triste de rama en rama, vivo llorando "Oh que tormento! Cura, te fuiste ¡En cruel angustia yo me he quedado ya no resisto tanto sufrir que se ha secado mi corazón … ¡Mi Padre amado, mi Casimir! ¡Padre Dionisio, Padre León Bon! Padres franceses, Padres jesuitas, no nos olviden ¡Ay no por Dios! ¡No olviden nunca a sus ovejitas! ¡Vengan prontito, vengan veloz! Señor Obispo su señoría a vos pedimos de corazón que venga pronto mi Casimir a consolarme de esta aflicción. Vengan prontito de cualquier modo 15 CONGLOMERADO CULTURAL: "PROMOVIENDO LA INTEGRACIÓN DE CREADORES"
    • Disturbios en Chiclayo – Miguel Ángel Díaz Torres 2012 vengan prontito con sumo gozo y los herejes muérdanse el codo con mi Cipriano, que es tan mozo que no resistió tanto sufrir que se ha secado mi corazón … ¡Mi padre amado mi Casimir! ¡Padre Dionisio, padre León Bon! EL DIABLO PREDICADOR Año I # 4 Chiclayo, Mayo 31 de 1919Autor:Miguel Ángel Díaz Torres 16 CONGLOMERADO CULTURAL: "PROMOVIENDO LA INTEGRACIÓN DE CREADORES"
    • Disturbios en Chiclayo – Miguel Ángel Díaz Torres 2012 Miguel Ángel Díaz Torres: “La Epopeya Chiclayana" Guillermo, Miguel y Ninfa17 CONGLOMERADO CULTURAL: "PROMOVIENDO LA INTEGRACIÓN DE CREADORES"
    • Disturbios en Chiclayo – Miguel Ángel Díaz Torres 2012 Brindis18 CONGLOMERADO CULTURAL: "PROMOVIENDO LA INTEGRACIÓN DE CREADORES"
    • Disturbios en Chiclayo – Miguel Ángel Díaz Torres 2012Enlaces Culturales:1) Web de Literatura Lambayecana https://sites.google.com/site/literaturalambayecanarovich/2) Blogs: http://literaturaenlambayeque.blogspot.com/ http://conglomeradoculturalenlambayeque.blogspot.com http://www.hacedorendemoniado.blogspot.com/ http://macotextos.blogspot.com http://literaturalambayecana-rogelio.blogspot.com/ http://festivalpoesialambayeque.blogspot.com/3) Teléfonos:0051-74-978863151 (Telefónica Movistar). / 0051-74-773923 (Telefónica Movistar) / 0051-74-950906326(Telefónica Movistar) / RPM #950906326 (Telefónica Movistar ).4. Correos:conglomeradocultural2005@yahoo.esconglomeradocultural2009@gmail.comhacedor1968@yahoo.esrovich3@hotmail.com5. Dirección para envíos postales:Calle 8 de octubre Nº 924-Lambayeque-Perú. 19 CONGLOMERADO CULTURAL: "PROMOVIENDO LA INTEGRACIÓN DE CREADORES"